Está en la página 1de 13

Fecha : 01/12/2020

Hora : 22:49:39

TRIBUNAL CONSTITUCIONAL DEL PERÚ EXPEDIENTE: 00017-2019-AI


VENTANILLA VIRTUAL SUMILLA: Solicita aclaración de la
Sentencia del 16 de octubre de 2020

PRESENTACIÓN DE ESCRITOS

al
SR. PRESIDENTE DEL TRIBUNAL CONSTITUCIONAL

rtu
. Yo, MONGE MORALES GONZALO JOSÉ identificado con DNI Nro. 47393958, a Ud.
respetuosamente digo:

. Que, dentro del plazo previsto en el artículo 121° del Código Procesal Constitucional,
concordado con la Cuarta Disposición Final de dicho Código, el Colegio de Notarios de Lima
presenta un escrito solicitando -muy respetuosamente- que el Tribunal Constitucional aclare
en dos extremos la Sentencia del 16 de octubre de 2020, que declaró infundada la demanda
interpuesta: (i) la interpretación del numeral 2, literal c) del artículo 2° de la Ley N° 30823 (FJ N

Vi
° 59 a 64) y (ii) la vulneración al principio de seguridad jurídica (FJ N° 100 a 101).

Asimismo, con el debido respeto, el Colegio de Notarios de Lima solicita que el Tribunal se
pronuncie expresamente sobre un punto demandado (el SIGM) que no ha sido objeto de
pronunciamiento específico.

. Asimismo declaro haber leído las políticas de uso de la plataforma las cuales acepto y
illa
me comprometo a cumplirlas en salvaguarda de la información que allí se expone.
POR TANTO:

. A Ud. Señor Presidente ruego se sirva deferir a mi petición.

Park Ridge, 1 de Diciembre de 2020.


tan

Archivos adjuntos:

COLEGIO DE NOTARIOS DE LIMA (00017-2019- 561.06 KB


AI) - Solicita aclaración.pdf
n
Ve

ATTE.
MONGE MORALES GONZALO JOSÉ
DNI: 47393958

1 de 1
Este documento Expediente: 00017-2019-AI/TC
ha sido firmado Cuaderno: Principal
digitalmente Sumilla: SOLICITA ACLARACIÓN

SEÑORA PRESIDENTA DEL TRIBUNAL CONSTITUCIONAL:

COLEGIO DE NOTARIOS DE LIMA, debidamente representado por


su Decano, Mario César Romero Valdivieso; en los seguidos contra la
PPEMC - PROCURADURÍA PÚBLICA ESPECIALIZADA EN MATERIA
CONSTITUCIONAL sobre PROCESO DE INCONSTITUCIONALIDAD; con
el debido respeto, a usted atentamente decimos:

1. Que, el 26 de noviembre de 2020 fuimos notificados electrónicamente


con la Sentencia del 16 de octubre de los corrientes, por medio de la
cual vuestro Tribunal resolvió declarar infundada nuestra demanda de
inconstitucionalidad interpuesta –por la forma y por el fondo– contra
los Decretos Legislativos N° 1400 y N° 1409. Veamos:

2. De los Fundamentos Jurídicos expuestos en la Sentencia, se aprecia


que los principales argumentos por los cuales el Tribunal –en
mayoría– declaró infundada nuestra demanda fueron los siguientes:

a. La interpretación del numeral 2, inciso c) del artículo 2° de la


Ley N° 30823 ("Ley Autoritativa"); y,
b. Que no se habría producido una incidencia negativa en el
principio constitucional de seguridad jurídica.

Página 1 de 12
Código: kW1g UnoE chJ6 Nb99 6Eks pWwb LhU=

Consulte la autenticidad en https://www.esignabox.com/?cc_verifier


3. A consideración del Colegio de Notarios de Lima, lo antes resuelto es
oscuro o dudoso, por lo cual procede un pedido de aclaración para
que el Tribunal pueda precisar algunos de los conceptos y premisas
que sustentan la decisión plasmada en la Sentencia.

4. Adicionalmente, si bien se ha declarado infundada la demanda en su


totalidad, en la Sentencia no se aprecia un pronunciamiento expreso
sobre uno de los extremos de lo planteado: la constitucionalidad del
SIGM - Sistema Informativo de Garantías Mobiliarias, una plataforma
electrónica para publicitar dicho tipo de garantías. Es decir, se ha
incurrido en una omisión, sin duda involuntaria.

5. Estando a ello, según lo dispuesto por el artículo 121° del Código


Procesal Constitucional ("CPConst.")1, y toda vez que la decisión ya
ha sido tomada y el plazo para pedir una aclaración aún no vence2,
muy respetuosamente, SOLICITAMOS la aclaración de la Sentencia,
conforme a los fundamentos que detallamos a continuación.

I. ACLARACIÓN SOBRE LOS ALCANCES DE LA INTERPRETACIÓN


DE LA LEY AUTORITATIVA:

6. En la demanda interpuesta se sustentó que los Decretos Legislativos


cuestionados eran inconstitucionales por la forma pues incumplían de
forma expresa lo señalado en la Ley Autoritativa. Concretamente, el
Congreso de la República delegó facultades de legislación al Poder
Ejecutivo, pero colocando –válidamente– algunos parámetros para
ello, incluyendo la imposibilidad de que con los Decretos Legislativos
a ser emitidos se puedan restringir las competencias registrales y
notariales. Efectivamente, lo establecido en el artículo 2°, numeral

1 Código Procesal Constitucional ("CPConst.")


"Artículo 121.- […] En el plazo de dos días a contar desde su […] publicación
tratándose de las resoluciones recaídas en los procesos de inconstitucionalidad, el
Tribunal, de oficio o a instancia de parte, puede aclarar algún concepto o subsanar
cualquier error material u omisión en que hubiese incurrido […]".

2 Concordando el artículo antes citado con la Cuarta Disposición Final del CPConst., el
plazo vencerá a los dos (02) días de publicada la Sentencia en el Diario Oficial "El
Peruano", lo cual todavía no ocurre.

Página 2 de 12
Código: kW1g UnoE chJ6 Nb99 6Eks pWwb LhU=

Consulte la autenticidad en https://www.esignabox.com/?cc_verifier


2), literal c), era uno de los límites que el Poder Ejecutivo debió
observar:

7. A criterio del Colegio de Notarios de Lima, el Poder Ejecutivo no


cumplió con respetar el límite establecido: los Decretos Legislativos
N° 1400 y N° 1409, pese a lo dispuesto por la Ley Autoritativa, sí han
restringido las competencias notariales.

8. La mayoría del Tribunal Constitucional concluyó, sin embargo, que se


"debe precisar que la disposición establecida en el artículo 2.2, literal
"c", […] únicamente alcanza a la promoción de la formalización
laboral":

"53. Al respecto, este Tribunal advierte que dicha disposición


puede ser interpretada en dos sentidos válidamente atribuibles:

i. Primer sentido interpretativo: que el siguiente enunciado


"estas disposiciones no implicarán restringir las competencias
registrales y notariales; ni implicarán efectuar modificaciones

Página 3 de 12
Código: kW1g UnoE chJ6 Nb99 6Eks pWwb LhU=

Consulte la autenticidad en https://www.esignabox.com/?cc_verifier


sobre el régimen de las micro y pequeñas empresas (MYPE)" es un
límite extensible a todo el literal c) del inciso 2 del presente
artículo;

ii. Segundo sentido interpretativo: que dicho enunciado


constituye únicamente un límite respecto a la "promoción de la
formalización laboral"[…]

59. […] este Tribunal advierte que el primer sentido interpretativo


no es conducente con la finalidad de la delegación de facultades En
efecto, si se optase por dicha interpretación, se llegaría a un
escenario en el cual, formalmente, se otorgaron facultades para
legislar en las materias previamente señaladas, pero sin poder
efectuarlo según los objetivos inicialmente previstos y que se
plasmaron en el correspondiente proyecto de ley autoritativa, lo
cual implica que fueron oportunamente conocidos por el legislador.

60. Este Tribunal advierte que el referido escenario claramente no


satisface las finalidades de la delegación de facultades porque
conllevaría a considerar, de manera contradictoria, que
aquellas fueron otorgadas al Poder Ejecutivo, al menos
formalmente, pero sin que este último pueda materializar
su ejercicio, según las finalidades que motivaron la solicitud
de delegación. [...].

63. Así, este Tribunal advierte que la frase "estas


disposiciones no implicarán restringir las competencias
registrales y notariales; ni implicarán efectuar
modificaciones sobre el régimen de las micro y pequeñas
empresas (MYPE)" no se debe interpretar como un límite a
la legislación delegada realizada por el Poder Ejecutivo en
materia del impulso del desarrollo productivo y empresarial
de las mipyme "y de los sectores de alto impacto de la economía
nacional, mejorando el financiamiento y otorgamiento de garantías
y similares, así como estableciendo una nueva regulación del
régimen societario, de garantía mobiliaria y del régimen de
contrataciones" (Decreto Legislativo 1399).

64. En suma, este Tribunal debe precisar que la disposición


establecida en el artículo 2.2, literal "c", relativa a la
prohibición de restricción de competencias registrales y notariales,
así como el impedimento relativo a la modificación del régimen de
las micro y pequeñas empresas, no se refiere a la facultad de
legislar conferida al Poder Ejecutivo para impulsar el desarrollo
productivo y empresarial de las micro, pequeñas y medianas
empresas y de los sectores de alto impacto de la economía
nacional, a fin de mejorar el financiamiento y otorgamiento de
garantías, o de establecer una nueva regulación societaria en
materia de garantías mobiliarias y en el régimen de
contrataciones, sino que únicamente alcanza a la promoción
de la formalización laboral" (énfasis y subrayado añadidos).

9. Así, el análisis de la constitucionalidad por la forma de los Decretos


Legislativos tomó como parámetro el cumplimiento de los objetivos

Página 4 de 12
Código: kW1g UnoE chJ6 Nb99 6Eks pWwb LhU=

Consulte la autenticidad en https://www.esignabox.com/?cc_verifier


planteados por el Poder Ejecutivo al solicitar la delegación de
facultades legislativas, en lugar de tomar en consideración lo
expresamente establecido por la Ley Autoritativa.

Muy respetuosamente, advertimos que ello es contrario a lo dispuesto


por el Tribunal Constitucional en pronunciamientos anteriores, en los
cuales señaló que una ley autoritativa es aquella "norma sobre la
producción jurídica del decreto legislativo, es decir, una norma
competente para condicionar su validez jurídica […] en ese sentido,
integra el parámetro o canon de control cada vez que se cuestione la
constitucionalidad de un decreto legislativo"3 (subrayado agregado).

10. En ese sentido, el razonamiento adoptado por la mayoría del Tribunal


implicaría una interpretación en sentido amplio de la limitación
regulada por el artículo 104° de la Constitución, lo cual –a nuestro
criterio– no es conforme con el texto constitucional ni con el
desarrollo que le ha dado el Tribunal Constitucional a dicho artículo.

Al respecto, en el Voto Singular del Magistrado Blume Fortini –quien


votó por declarar fundada la demanda– se indicó que "[…] los
decretos legislativos solo deben desarrollar las materias
especificadas en la ley autoritativa correspondiente, las
cuales, además, deben ser interpretadas de manera restrictiva
[…]" (el énfasis y el subrayado son añadidos), concluyendo que:

"En el presente caso, no se observa que la Ley Autoritativa


N° 30823 haya establecido una específica delegación de
facultades al Poder Ejecutivo para modificar las normas
relativas a las competencias tanto registrales como
notariales, por lo que a mi juicio los Decretos Legislativos
1400 (mediante el cual se aprueba el régimen de garantía
mobiliaria) y 1409 (mediante el cual se promociona la
formalización y dinamización de la micro, pequeña y mediana
empresa mediante el régimen societario alternativo denominado
Sociedad por Acciones Cerrada Simplificada) resultan ser
inconstitucionales por la forma, pues han excedido
notoriamente el ámbito de las facultades para legislar en

3 Sentencia del Tribunal Constitucional del 16 de octubre de 2012, recaída en el Exp. N°


00015-2011-AI/TC.

Página 5 de 12
Código: kW1g UnoE chJ6 Nb99 6Eks pWwb LhU=

Consulte la autenticidad en https://www.esignabox.com/?cc_verifier


materia tributaria y financiera otorgadas mediante la
precitada Ley N° 30823" (énfasis y subrayado agregados)

11. Por consiguiente, frente a lo establecido en el Fundamento Jurídico N°


63 de la Sentencia en mayoría, el Magistrado advirtió que más allá de
la voluntad o intención del Poder Ejecutivo al pedir la delegación de
facultades legislativas, debía darse una interpretación restrictiva (y
no extensiva) a los parámetros establecidos por el Congreso de la
República, de conformidad con el artículo 104° de la Constitución:

"9. […] esto, como se ha explicado, no puede ser interpretado


extensivamente, tanto más cuando la misma citada norma
enfáticamente ha establecido que "Estas disposiciones no
implicarán restringir las competencias registrales y notariales; ni
implicarán efectuar modificaciones sobre el régimen de las micro y
pequeñas empresas (MYPE)" (inciso d) del precitado artículo 2 de
la Ley Autoritativa N° 30823. Vale decir, se ha proscrito
contenidos que puedan incidir ya sea sobre las
competencias registrales o sobre las competencias
notariales.

8. […] en ninguna parte de la ley autoritativa se dota de


facultades al Ejecutivo para legislar sobre competencias
registrales o notariales; por el contrario, se prohíbe su
condicionamiento […]

10. Cabe señalar que una limitación como la señalada en la ley


autoritativa no puede ser objeto de reinterpretaciones que opten
por su manifiesta desnaturalización. Y mal hace nuestro Colegiado
en forzar principios interpretativos que no son de recibo en
casos como el presente, para vaciar de contenido a la citada
prohibición tal y cual se intenta en la sentencia emitida en
mayoría" (énfasis y subrayado añadidos)

12. En conclusión, muy respetuosamente, SOLICITAMOS que el Tribunal


aclare lo señalado en los Fundamentos Jurídicos N° 59 a 64 de la
Sentencia, a fin de precisar si –en lo sucesivo– el análisis de
constitucionalidad de los Decretos Legislativos se hará considerando
no sólo la Constitución y la Ley Autoritativa, sino también "la
voluntad" o la "finalidad" expresada por el Poder Ejecutivo al solicitar
la delegación de facultades, más allá de los límites que válidamente
pueda establecer el Congreso de la República en la Ley Autoritativa.

Es decir, que el Tribunal aclare si "60. […] las finalidades que


motivaron la solicitud de delegación" forman ahora parte del canon

Página 6 de 12
Código: kW1g UnoE chJ6 Nb99 6Eks pWwb LhU=

Consulte la autenticidad en https://www.esignabox.com/?cc_verifier


de control constitucional al evaluar la validez formal de los Decretos
Legislativos, debiendo ser analizados de forma prevalente a lo
dispuesto en la Ley Autoritativa4 (o de forma concurrente con ésta).

13. De otro lado, si el criterio expresado en el Fundamento Jurídico N° 64


es que la prohibición a la restricción de competencias notariales y
registrales se refiere a la promoción de la formalización laboral, muy
respetuosamente, solicitamos que se aclare en qué aspectos de la
formalización laboral intervienen los Notarios Públicos y los Registros
Públicos.

II. ACLARACIÓN RESPECTO DE LA INTERPRETACIÓN SOBRE LA


VULNERACIÓN DEL PRINCIPIO DE SEGURIDAD JURÍDICA:

14. Vuestro Tribunal, en mayoría, indicó que "[…] del hecho de que el
legislador modifique el ordenamiento jurídico no se deriva afectación
alguna del principio de seguridad jurídica". Veamos:

"101. Por otra parte, se debe tener en cuenta que la defensa del
principio constitucional de seguridad jurídica, en ninguna
circunstancia, puede conllevar la negación de carácter
dinámico del ordenamiento como tampoco la posibilidad de que
las instituciones jurídicas, así como los correspondientes derechos
y obligaciones que estas comprenden, queden perennizadas en el
tiempo.

102. Efectivamente, del hecho de que el legislador modifique


el ordenamiento jurídico no se deriva afectación alguna del
principio de seguridad jurídica, salvo que se trate de
normas que contradigan la Constitución" (énfasis y subrayado
agregados)

Sobre el particular se debe precisar que, en nuestra demanda, si


bien se invocó el menoscabo a la seguridad jurídica como
argumento, no nos referimos una supuesta perennidad del

4 En la Sesión de Pleno del Congreso (19 de junio del 2018), se sustentó el texto
sustitutorio de la Ley Autoritativa, resumiendo "las principales modificaciones
realizadas al texto del proyecto de ley”: […] 2. En materia de gestión económica y
competitividad. […] c) Se precisa que el impulso y desarrollo de las mypes
deben salvaguardar las competencias notariales, a fin de garantizar la
correcta identificación de las personas que constituyen una sociedad, y así
tener la certeza del origen de los capitales" (énfasis y subrayado añadidos). Es
decir, el Congreso de la República consideró importante: (i) garantizar la correcta
identificación de las personas que constituyen una sociedad; y, (ii) tener certeza
sobre el origen de los capitales (a fin de evitar, por ejemplo, el lavado de activos).

Página 7 de 12
Código: kW1g UnoE chJ6 Nb99 6Eks pWwb LhU=

Consulte la autenticidad en https://www.esignabox.com/?cc_verifier


ordenamiento jurídico (como da a entender la Sentencia en
mayoría), sino que nos referimos de forma expresa a la
seguridad en el tráfico jurídico.

En ningún extremo de la demanda del Colegio de Notarios de Lima se


planteó negar que el ordenamiento jurídico pueda cambiar, pero
cualquier cambio debe ser respetuoso de los derechos fundamentales
y principios consagrados en la Constitución, uno de los cuales es la
seguridad jurídica, como resguardo de que las operaciones de los
particulares serán válidas y podrán ser oponibles con fe pública hacia
terceros y el Estado.

15. Tal como lo ha reconocido vuestro Tribunal en anteriores


oportunidades5, los Notarios Públicos dotan de fe pública y
seguridad jurídica a los actos y negocios jurídicos que ante
ellos se celebran. Por tanto, su ausencia representaría un
detrimento de la garantía a la seguridad jurídica de los actos o
negocios jurídicos celebrados. Así lo señalamos en la demanda:

5 Sentencia del Tribunal Constitucional del 04 de julio de 2003, recaída en el Exps.


Acums. N° 0001/0003-2003-AI/TC, Fundamento Jurídico N° 04.

Página 8 de 12
Código: kW1g UnoE chJ6 Nb99 6Eks pWwb LhU=

Consulte la autenticidad en https://www.esignabox.com/?cc_verifier


16. Vinculado con lo anteriormente expuesto en la demanda (la función
del Notario Público de dotar de fe a los actos que se celebren ante él),
precisamos –siguiendo a la doctrina– que la fe pública notarial traía
beneficios tales como la certeza del acto, seguridad en la adquisición
de derechos, legalidad del contrato, igualación de las partes y mínima
litigiosidad:

En otras palabras, invocamos seguridad en el tráfico jurídico, no


la inmutabilidad del ordenamiento.

17. Por lo antes expuesto, muy respetuosamente, solicitamos que el


Tribunal aclare los Fundamentos Jurídicos N° 100 y 101 de la
Sentencia en mayoría, a fin de precisar si la vulneración a la
seguridad jurídica ha sido analizada respecto a la afectación al tráfico
jurídico (como se planteó en la demanda), o, sobre la posibilidad de
que se innove el ordenamiento jurídico (lo cual no fue invocado por
nuestra parte).

Página 9 de 12
Código: kW1g UnoE chJ6 Nb99 6Eks pWwb LhU=

Consulte la autenticidad en https://www.esignabox.com/?cc_verifier


III. LA CONSTITUCIONALIDAD DEL SIGM NO HA SIDO OBJETO DE
UN PRONUNCIAMIENTO EXPRESO EN LA SENTENCIA:

18. En el Fundamento Jurídico N° 75, el Tribunal Constitucional indicó


que había advertido como una de las materias relevantes para ser
objeto de pronunciamiento al SIGM:

"75. En todo caso, de la revisión de dicho cuerpo normativo,


este Tribunal advierte que las materias más relevantes, en lo
que aquí nos ocupa, son las relativas a la constitución de la
garantía mobiliaria, el contenido del acto jurídico constitutivo
de esta, el SIGM, así como la inscripción registral".

19. Con relación al examen de constitucionalidad efectuado, en el


Fundamento Jurídico N° 78 se señala que, conforme a los artículos
19.1, 24.1, y 29 del Decreto Legislativo N° 1400, el SIGM es una
plataforma de publicidad, de índole voluntaria, en donde se registran
los avisos electrónicos sobre garantías mobiliarias. Asimismo, en el
Fundamento Jurídico N° 79 se reconoce que el SIGM no tiene ningún
tipo de calificación registral y que no debe confundirse con el registro
de los actos inscribibles en SUNARP.

20. En el numeral 3.20 de nuestra demanda habíamos señalado que con


el SIGM se elimina la calificación previa de la legalidad por parte de
los registradores; no habiendo existido pronunciamiento sobre este
extremo. Efectivamente, advertimos que no se ha precisado de
forma expresa –sin duda por error involuntario– lo siguiente: si las
garantías mobiliarias podrán inscribirse en el registro jurídico de
bienes (registro de propiedad vehicular) o de manera preconstituida
en el registro mobiliario de contratos, como una alternativa al SIGM,
a elección de usuario, conforme se había considerado para las SACS.

Es decir, no ha sido determinado constitucionalmente si se puede


elegir entre un sistema sin ninguna calificación registral (SIGM) o un
sistema con las prerrogativas de Registros Públicos (registro jurídico
de bienes).

Página 10 de 12
Código: kW1g UnoE chJ6 Nb99 6Eks pWwb LhU=

Consulte la autenticidad en https://www.esignabox.com/?cc_verifier


21. Un pronunciamiento expreso sobre este punto es importante, por los
motivos que a continuación expresamos: Si la interpretación fuera
que no se puede inscribir alternativamente las garantías mobiliarias
en el Registro Jurídico de bienes, no habría ninguna competencia
registral sobre la materia, yendo en contra de la Ley Autoritativa.

En caso la interpretación fuera garantizar el derecho de usuario de


optar por uno u otro sistema, se daría una alternativa al usuario y no
existiría privación absoluta de las competencias registrales. El usuario
tendría el derecho de optar por un sistema que goce de la calificación
registral y de la aplicación de los principios registrales de legalidad,
legitimidad, tracto sucesivo, buena fe pública registral, entre otros.
En efecto, podría gozar del principio de validez de los actos inscritos
en registros públicos mientras no se declare su invalidez (Art. 2013) y
sobre todo del principio de buena fe pública registral de que se
mantiene la garantía mobiliaria inscrita aun cuando se declare nulo el
acto que lo contiene.

22. Si el fundamento del Tribunal fue que la creación de las SACS no


excluye las otras formas de constitución de empresas –interpretación
con la cual respetuosamente discrepamos– el mismo razonamiento
debería aplicarse para el caso de la inscripción de las garantías
mobiliarias. El usuario tendría derecho a optar por el SIGM o por la
vía previamente prevista.

23. En ese sentido, estimamos que resulta necesario que el Tribunal se


pronuncie de forma expresa sobre este punto.

POR TANTO:
AL TRIBUNAL PEDIMOS: Se sirva tener presente lo
expuesto a fin de acceder a lo solicitado.

OTROSÍ DECIMOS: Que, conforme a la designación efectuada por el


Colegio de Notarios de Lima a los abogados del Estudio Echecopar,
expresamente incluimos a Javier de Belaunde L. de R., con Registro CAL

Página 11 de 12
Código: kW1g UnoE chJ6 Nb99 6Eks pWwb LhU=

Consulte la autenticidad en https://www.esignabox.com/?cc_verifier


N° 5603, quien contará con todas las facultades necesarias y suficientes
para tener acceso al expediente y realizar todos los demás actos procesales
que corresponda o sean necesarios ante vuestro Tribunal, en calidad de
abogado de la parte demandante.

Lima, 30 de noviembre de 2020

Firmado Digitalmente por


Mario César Romero Valdivieso
D.N.I. N° 08270740
Decano del Colegio de Notarios de Lima

Este es documento electrónico archivado por el CNL, aplicando lo


dispuesto por el Art. 25 de D.S. 070-2013-PCM y la Tercera Disposición
Complementaria Final del D.S. 026-2016-PCM.

Página 12 de 12
Código: kW1g UnoE chJ6 Nb99 6Eks pWwb LhU=

Consulte la autenticidad en https://www.esignabox.com/?cc_verifier