Está en la página 1de 17

c

c  c 
c   c
c

  
  
c
c
c


c

c
R  cc c c
 c
 c


  c
 cc
c  c c
 c 
c c c

Las tecnologías (programación de ondas; física cuántica) desarrolladas por el proyecto MK Ultra,
en nuestra realidad, indefectiblemente se vienen empleando, y de manera más perniciosa aún,
pues las ondas; frecuencias con respecto al cuerpo humano, se tornan invisibles, metafísicas para
un ingente sector del vulgo. Hasta el momento, ningún ente ha logrado manifestar, por lo menos
no abiertamente al público, la identificación de la fuente física externa que origina acúfenos, en
consecuencia, estrés; estos dos últimos padecimientos, forman parte de diagnósticos
psiquiátricos, tales como la esquizofrenia y psicosis.

Postulados por diversas conjeturas, como ondas; frecuencias (equivalencias trabajan en el


cerebro) que no pueden identificarse con facilidad, pues estas en dirección al individuo se remiten
a casos aislados, y también debido a la ignorancia en relación a estas cientificidades de la
tecnología. También podrían actuar a condición de inteligencias artificiales o humanas. Estas
maniobras podrían llegar a ser congruentes, por esto, planteo que es un operario-individuo, quien
viene a tomar la decisión final y manipula-opera, según su psicología. De un modo equivalente
funcionan las antenas o satélites.

R 
 
  
  


 
 
  


     
    

  

  


uente: http://es.scribd.com/doc/49244801/MK-Ultra

Estas cientificidades se acoplan a nuestros cuerpos, organismos electromagnéticos; de este modo,


resultó conveniente denominarlos. Los individuos que identifico, sobre todo son psiquiátricos y
relacionados a los acúfenos-chirridos que originan estrés. Los primeros, suelen y deben ser
declarados inimputables. El estado les dispensa antipsicóticos que, para mis conclusiones son
equivalentes a la compensación económica que se les otorgará a los sometidos por el MK Ultra. A
fin de cuentas, la interrogante que surge es la siguiente: ¿Quién o quiénes,   
, directa o
indirectamente, la fuente de la causas, originándose así los síntomas que después, como corpus
malditos, convergen en padecimientos inoculables e incurables para la medicina convencional.
¿Qué organismo nos hace perder la razón?

R 
    
   
  
      
       

R
c  c c  c  c  c  c c   c   c  c
c
 ! c"c   c

R   
    !"
 

  




    

   

   

 

    

R #
$%#% 
   &'

 
   
(
&
  
  
 
 
 ))

El fenómeno ͞acúfenos͟ o ͞tinnitus͟ (chirridos) que según determinadas fuentes médicas últimas,
como plantea una de mis teorías basada en la cientificidad del consciente, no proviene de alguna
fuente externa; actualmente se encuentra en una condición dubitante, pues si el hombre
remitiéndose a sus características de animal, no manifiesta, en ninguno de los casos, alguna
reacción, como receptor, sin que otra fuerza ejerza determinada acción que cumpla la función de
emisor (es entonces que las leyes universales de comunicación fundamentan lo argumentado). Por
esto, los animales (como ratones, cobayos, etcétera) al no poseer conciencia, no podrían -en
ninguno de los casos- ser diagnosticados con esquizofrenia. Lo único que se lograría es
exacerbarlos, crearles hiperactividad (físicas y psicológicas), pues no se puede inocular este
padecimiento en humanos, y que también por ser un corpus de síntomas, se torna enrevesado. Es
más, los signos, "síntomas" como el de oír voces, para los psiquiatras sólo corresponden a la
equivalencia de una singular voz interior; pero cómo, interrogaríamos a los entendidos en el tema,
una persona va a manifestarse convincentemente, comprobable como verdad, ante especialistas
aislados que creían capaz a cierta persona de lograr lo que en sus retóricas planteaban. Así
también, por medio de detectores de mentiras se comprobaría que afirman una verdad. En sus
discursos, pueden incurrir nuevas ideas (dictadas por las famosas y desquiciadas voces), conceptos
en los que el individuo no era perito, e inclusive, hasta en otros idiomas y así mismo dolores físicos
debido al sonido (hay que resaltar que esta onda de frecuencia -como se le denomina
científicamente- podría generar una otitis diferenciada, debido a los golpes; esto hace aún más
validero mis planteamientos). Entonces, el ͚acúfenos͛ o ͚tinnitus͛ podría ser el conductor hacia
diversas inflamaciones y trastornos psiquiátricos, sobre el carácter metafísico (concluyentemente,
físico) en múltiples padecimientos. Si es así, estas inflamaciones y síntomas psiquiátricos podrían
ser ocasionados por la presencia del chirrido, onda de frecuencia, en mi teoría (y demás
planteamientos) provocada por una antena o satélite, como ya atestiguan algunos científicos. Es
decir, esta denominada por nosotros, científicos en general, onda frecuencia, la cual forma parte
de diversos diagnósticos psiquiátricos, enfermedades al oído y estrés es, postulo, el origen-
síntoma de diversas diagnosis.

Hace no mucho, ha aparecido en el mercado una novedosa pastilla (Idaptan) para suprimir los
traumatizantes chirridos, que en lo personal y científicamente considero, como recalco y vuelvo a
aseverar, una onda de frecuencia. El efecto de este como cualquier fármaco, sólo ataca -
obviamente y está demás decirlo- al cuerpo humano (actúa a nivel de las células del corazón y
oído en las situaciones en las que se produce una falta de oxígeno debido a un menor riego
sanguíneo), y las nuevas teorías, cada vez más preponderantes, postulan (como enuncio líneas
arriba) que este padecimiento es producto de algún fenómeno telecomunicacional artificial, ya sea
una antena desviada (probable, pero se crearía un caos; más de uno en una casa o condominio
sería diagnosticado con algunas de las "enfermedades" investigadas) o, en ideas más coherentes y
a la vez intrépidas, manipuladas, claro, enuncio esto como hipótesis y arriesgando mi calidad de
coherencia ante la psiquis del pueblo que se acostumbra a los axiomas que lanza cualquier
individuo. Este pitido o silbido para los que pregonan sentidos abstractos, elevados y difíciles de
comprender es metafísico, entonces los sentidos del médico individuo, psiquiatra, no
manifestando esta condición, para ellos psiquiátrica, no experimentan estas "limitaciones". Sería
crucial que un médico psiquiátrico, específicamente esquizofrénico, postule sus tesis, pues
ninguno de los antipsicóticos logra curar el padecimiento, frenar las voces y los acúfenos, sino
dopar al ͞paciente͟ (claro, la receta es correcta, se controla la dopamina, afectada por los
acúfenos, estrés y demás consecuencias, pero no se halla la verdadera causa, que en severas
sospechas es artificial).

Hay que ratificar que es un diagnóstico, pues esta afección a la conciencia que, destaco, no es una
enfermedad, está asociada a externalidades, como ya explicaba. Millones de pacientes
esquizofrénicos afirman, completamente convencidos, que escuchan voces y sí, efectivamente, en
a los artefactos, pero el chirrido, ͚acúfenos͛ o ͚tinnitus͛ (frecuencia sensorial auditiva externa que
se alinea sector denominado, según el hinduismo y algunas culturas asiáticas, AjnaChakra, el cual
se relaciona con la glándula pineal), sensibiliza la cientificidad de la conciencia, sus nociones,
haciéndoles perder la razón, razonando en el absurdo (en un período de cinco meses, el paciente
podría perder el raciocinio, si no recibe un método inductivo). Este es el problema de los que no
lograron discernir entre los chirridos provenientes de un artefacto -afectados en gran medida por
la sensibilidad acrescente que desarrollan- y la realidad física maniobrada y no maniobrada
(entiendo por sonido en la realidad, a todo fenómeno que puede manifestarse de cualquier forma
y hay que resaltar que puede ser artificial, y lo artificial es manejado por algún organismo (sea
hombre, ente, etcétera). Sus causas podrían ser, como repito en teoría, maléficas, bizarra y
desquiciadas. Para lograr una mejoría, he planteado un método inductivo en el cual el individuo
diagnosticado, debe juzgar cualquiera de las voces que escuche como relaciones interpersonales e
intersubjetivas, actuando un ͞falso emisor͟; es decir, existe pero no se reconoce la proveniencia.
Rechazándose así, la teoría de la voz interior que, en condiciones normales te obedecería, al igual
que cualquier idea-imaginación; planteo que en todos los casos, sólo análisis desmentirían y
espero que desmientan estas conjeturas. Bueno, bajo la influencia de la frecuencia, los
neurotransmisores se exacerbarían. En ciertas teorías se considera la presencia de este chirrido
como ͞causa de͟, pues no hay forma del que paciente deje de escucharlas y, la teoría que postula
la presencia de una frecuencia sensorial auditiva, cada vez toma más cabalidad. inalmente, hay
que resaltar que no hay examen contundente que indique si una persona posee o no
esquizofrenia.

  c ccc c ! cc


c c c c #

uente$c$%% #&' # %&'% ! 

Este chirrido que gira como eje central en el presente texto (frecuencia sensorial auditiva, en
hipótesis) puede maximizar y minimizar su contundencia (contrastándose con los casos de
diversos pacientes) y, a la vez, como proveniente de todo aparato ͞x͟ con programación de ondas,
medicina cuántica, el cual emite frecuencias, codifica, decodifica y transmite, telecomunicaciones.
Como sabemos y reiteramos, para toda comunicación, como ley universal, debe estar presente
como característica esencial, un emisor y, como complemento, tautológicamente contundente, un
receptor. Entonces, este padecimiento, también síntoma, es consecuencia de cierto sector de la
tecnología que a la psiquiatría no le incumbe, por decisión propia o ignorancia.

Se podría tratar de converger ideas con especialistas en el tema, científicos los cuales debieran
basar sus estudios en ondas de frecuencias y medicina cuántica. De todos modos, contrastar
posiciones vendría a confluir en un conjunto de planteamientos que nos darían nuevas luces.
Afirmo todo esto, con la postulación de que la frecuencia es emitida, a causa del hombre; esto se
torna indefectible, pero la duda está en si existe algún propósito. Y bien, así sea pasivamente
(dilema universal) existe el propósito. Con respecto al caso particular del diagnóstico
esquizofrenia, podemos enunciar contundentemente que la búsqueda de la cura sólo se remite al
estudio del cerebro, pero en las recetas y recomendaciones, encuentro una situación que puede
incurrir en una crucial y vertiginosa contradicción. Por qué, así afirmen y afirmo que el yoga sirve
para ganar concentración, no creo que con estas prácticas, las voces desaparezcan, como
curiosamente se ha dado en la praxis. Es completamente seguro que la cura del corpus de
síntomas no desaparece por ganar mayor concentración, sino sólo alguna característica perdida en
el transcurso de la experiencia vital del individuo. Expongo estos argumentos, planteando que los
antipsicóticos cumplen certeramente su función y que el yoga ha conllevado soluciones, algunas,
poquísimas curas milagrosas que atribuiría a la superación del diagnóstico psiquiátrico (estos,
pasan a denominados yoguis). Cabe resaltar que esta práctica, yoga, se encuentra asociada a los
puntos chakrás, concepto que también manejan con pericia los chamanes, brujas y demás
intermediarios del silbido ͞espiritual͟. Mediante estas alianzas se puede hallar indicios del pacto
patente que se posee con diversos políticos (el poder en general), los cuales, poseen un chamán o
bruja "de cabecera". Entonces, surge la siguiente interrogante: ¿Por qué los políticos, emblemas
de la razón y coherencia, creen en la brujería y el chamanismo? Es decir, su alianza con el poder
(políticos, famosos, etcétera), que también engloba a los medios de comunicación y
telecomunicación, peleadísimos en el mundo y, en la actualidad, con más intensidad en
Suramérica.

Para MirceaEliade, el chamán no es un enfermo mental sino alguien que ha vencido la


enfermedad. De esa experiencia obtiene sus poderes para manipular lo sagrado °  y desempeñar
funciones terapéuticas. Una característica sagrada (escondida) puede ser por ejemplo, una forma
de comunicación oculta, pasiva o sin rastro alguno ante el sujeto que le incumbe de sobremanera
y/o al hombre diagnosticado, "enfermo mental". Con respecto a los rituales, sirven en referencia a
su carácter ancestral. Estos símbolos, muy bien manejados por estos individuos casi siempre bien
aliados con personas de poder, son atendidos, según sus discursos por dioses-diablos que yo me
atrevería a igualar a la condición obscura humanística, claro, involucrados y con la ayuda de los
nuevos métodos (tecnología "de punta" e inspirada en el ser humano). Muchos chamanes han
complementado sus técnicas con los conjuntos de conocimientos, instrumentos y métodos
técnicos empleados por sectores específicos (así como en el mundo entero, diversos aparatos de
última generación nos recubren, constituyéndonos robóticos), aparte de poseer los clásicos
métodos naturales, se comprende que estas tecnologías, creadas por el humano, ayudan al corpus
de sus fuerzas vitales y externalidades, adueñadas por las telecomunicaciones.
c
c  c c
c


Debo acotar que las voces (onda frecuencia sensorial auditiva en teoría) para un santo o poseído
se perciben de la misma forma. La diferencia consiste en que para el poseído el resultado es
negativo y, para el santo en vida, positivo; todo esto depende del discurso del santo en vida o
poseído comunique. Y también, del trato, como influencia, que se le dio en la realidad que los
circunscribió. Por otro lado, se podría teorizar y plantear una hipótesis que enuncie que la
diferencia entre un santo en vida y poseído, depende de la asimilación de las condiciones
psiquiátricas que lo abarcaron o también de las manifestaciones de estas. Entonces, se podría
afirmar que las condiciones psicóticas (comunicación con dios para la religión; voz interior para la
psicología) para un santo eran positivas y no causaban daño, y para un poseído eran negativas y
causaban de año. De todas maneras eran voces. Un claro ejemplo es el de Santa Rosa de Lima.

Los poseídos para la religión son en medicina, psicóticos, esquizofrénicos; para la ufología,
contactados, así podemos hacer analogía en correlación a las diversas ideologías.

°  El concepto de sagrado en las ciencias humanas hace referencia a lo que está separado,
escondido, a lo que es enigmático, oscuro, insondable, diferente, extraordinario, en
contraposición a lo profano, que es lo que se encuentra fuera del ámbito de lo sagrado.

 :

¿Por qué los médicos recomiendan, ante diagnósticos como el ͚acúfenos͛ o ͚tinnitus͟ o
diagnósticos psiquiátricos salir al campo (¿podría denominarse un acto simbólico, como todo, ante
los preceptos que muchas personas poseen?)? Puede o no resultar, también debido a las
reacciones psicológicas del hombre. En el campo se reduce la posibilidad existente de alguna
onda; frecuencia sensorial auditiva.
   $c

(c

23/09/2010 - 01:21

Dunkel, yo antes escuchaba Metal a todo dar, pues no hay otra forma de escuchar metal
cuando se puede, y puede ser ke sea eso pero yo no escucho otros ruiditos solo ese susurro siseo,
y ke siempre dice lo mismo "Chichis" ojala sea algo natural por escuchar musica fuerte sino me
estoy planteando ke sea algun espectro o espiritu o ve a saber ke diablos. De vez en cuando
aparece no es siempre de cualkier forma pero me asusta como kien escucha un fantasma eso no
lo niego. Ojala pronto dejen de webiarme.

(c

)*%+,%)+ +c-c $c

es como una llamada y un susurro nocturno y aveces diurno ke hace ese sonido como si
alguien cuchicheara.

(c

)*%+,%)+ +c-c $+.c

no me ocurre siempre por eso no me preocupa mucho pero es molesto y asusta cuando
lo sientes por ke es en tu oreja. De hecho estoy luchando mano a mano con un monton de cosas
nocturnas ke no me dejan dormir. Anoche era como si pusieran pensamientos en mi cabeza ke no
eran los mios. grrr

(c

)*%+,%)+ +c-c $),c

http://video.google.com/videoplay?docid=2099380690370569006# aki en el documnetal


uno por ciento, esquizofrenia la chica hace el sonido en el minuto 29:05 . Lo he pensado y el
escuchar estos sonidos debe tener algo ke ver con mi encierro por ke yo no salgo de casa

($http://www.forumclinic.org/enfermedades/esquizofrenia/esforum/esforum/view_topic?t
opic_id=25299
ÿ .- Sobre un padecimiento

(En el presente cuento he aplicado la técnica literaria ͞voz interior͟;esta inspiró la teoríaque
denominé  
    . Este corpus de ideas que, complementada conla carrera
profesional de Sociología que curso en la Universidad Nacional Mayor de San Marcos, pudo
dilucidar diversos planteamientos. Seguiré, indefectiblemente, una maestría en Salud Pública y,
así, poder asentar mi tesis que ha poseído cierta aceptación y otorgado esperanza a varias
familias)

El padecimiento denominado ͞acúfenos͟ o ͞tinnitus͟ vendría a ser un ͞fenómeno perceptivo que


consiste en notar golpes o chirridos que no preceden de ninguna fuente externa͟, según la
enciclopedia libre Wikipedia. He manifestado este mal, desde enero del 2008. Mis dudas sobre si
efectivamente no provienen de alguna fuente externa, cada vez son más contundentes, pues
ninguna fuerza se manifiesta sin alguna otra que genere la reacción. La teoría que surge, en estos
días, es la de la presencia de una frecuencia sensorial auditiva, la cual maximiza y minimiza su
contundencia; entonces, podríamos enunciar que posee alguna inteligencia artificial operada,
proveniente del artefacto que la emite. Podría ser una antena o satélite malogrado o controlado
en pro de alguna causa. Este fenómeno forma parte de las características del diagnóstico
psiquiátrico esquizofrenia. La posible frecuencia sensorial auditiva, planteo, podría decodificar,
codificar y transmitir mensajes al cerebro que se manifiestan como imágenes y voces que
atormentan al individuo. He luchado arduamente para discernir entre las teorías más maléficas,
poco creíbles e inconsistentes que caracterizan sus discursos, haciéndoles perder la razón.
Combatí este corpus de síntomas, juzgando a las voces que se manifestaban en mis oídos como
cualquier relación interpersonal, cuestión que los emisores posiblemente no intuyeron. Pues sí, mi
planteamiento afirma que de todos modos hay un emisor, siguiéndose y cumpliéndose las leyes
universales, así la teoría se posiciona como contundente y trascendente a través de la historia de
la humanidad, donde los medios de comunicación cobran un valor fundamentalísimo para sus
acciones. ¿Podríamos contrastar con los diversos regímenes que pelearon y pelean por poseer el
control de estos medios?
å cc c c c
c /
 c 
 0c

En reiteradas ocasiones los medios de telecomunicación, suelen ser utilizados para un fin
insondable, maquiavélico; esta característica, indefectiblemente, no cancela la importancia de las
informaciones que deben ser transmitidas.

Hace un par de días en la Residencial Arica del distrito de San Miguel, se proyectó con
contundencia la voz de una actriz muy celebrada, perturbando la tranquilidad de parte del
condominio y vecindario. Este acontecimiento correspondería, entiéndase, a una frecuencia
(comotoda obscura tecnología, ͞de punta͟). Y está de más afirmar que no era la aparición de un
ente metafísico proveniente del plano astral con el fin de corromper la ecuanimidad, ya sea de un
determinado individuo o conjunto de individuos. La teoría que surge es que efectivamente estaba
destinado a un receptor (o receptores, dado en la praxis). Del mismo modo, gracias a las
telecomunicaciones, opera el famoso ͞chuponeo͟ que devela las conversaciones de diversas
personassignificativasen afinidad a sus posiciones políticas, perspectivas; claro está que si se aplica
este método a un político corrupto, se torna bien empleada la función por la cual se debió crear. El
vacío surge cuando una persona, dueña de esta tecnología, utiliza este medio para fines
enteramente personales y maléficos. A fin de cuentas, el hombre la creó y, este, comete errores
que empañan su condición.

Una frecuencia se define de la siguiente manera: ͞magnitud que mide el número de repeticiones
por unidad de tiempo de cualquier fenómeno o suceso periódico͟. Así, esta, propia de los medios
de telecomunicación, puede ser accionada por un individuo y, un individuo como tal, puede
infringir daño, cometer errores gravísimos. Este chirrido para nosotros, onda; frecuencia que
científicamente, puede transmitir (codificar y decodificar). Inclusive, por fácil deducción llegar a lo
más profundo del aparato auditivo, originando fenómenos como acúfenos o tinnitus (los cuales,
basados en la  
    ,provienen de alguna fuente externa; se justifica con la
teoría del estrés tecnológico). Por consecuencia, hacer un mal de uso de las tecnologías
características de un medio de telecomunicación, puede originar diversos padecimientos, como ya
afirman algunos médicos. La dubitativa se encuentra en que si estos chirridos (ondas; frecuencias)
que llegan al aparato auditivo, son provocadas por un desperfecto del aparatoauditivo o
manipulado por un hombre ͞x͟ que como afirma el acostumbrado axioma, es su propio enemigo.
La presente teoría, ratifica las condiciones de artificialidad.

Por todo lo argumentado, regular los medios de telecomunicación y sus tecnologías (las cuales son
disfrutadas en toda dimensión y mayor magnitud por un operador de servicios de
telecomunicaciones como 
) y más, se torna fundamentalísimo para el bienestar del
pueblo. Hipótesis afirman que si estos chirridos-frecuencias desaparecen o, en su defecto, regulan,
se disminuiría el estrés y los padecimientos que poseen a esta llamada enfermedad del siglo XXI,
como síntoma; en ciencia es equivalente a apagarlas (se tendría que hallar el origen específico) o
construir un campo magnético de la misma fuerza que anule todo. En conclusión, controlar las
antenas, satélites, aparatos característicos de los medios de telecomunicación en general,
conllevaría tranquilidad a la fuerza vital del cuerpo humano. Bueno, ya es una realidad que la rama
ecológica-ambientalista en las ciencias sociales está cobrando cada vez más preponderancia.

Con respecto a los medios de telecomunicación, el ilustre candidato Alejandro Toledo, muestra
una posición de tolerancia; Pedro Pablo Kuczynski, apoya al ͞chuponeo͟ (bueno, deberíamos
dilucidar a todos los tipejos que manejan estos aparatos); Keiko ujimori, por el uso estratégico de
los medios de comunicación que se dio en el gobierno de su padre, debería, de alguna forma,
reivindicarse; y Ollanta Humala, busca o debe buscar, regularlos. En conclusión, mi voto va para
quien descubra la proveniencia de las ondas; frecuencias (͞acúfenos͟ o ͞tinnitus͟ externos para la
teoría  
    ) y por qué afectan cada vez más ʹmucho más- a diversos
compatriotas. En relación a estos padecimientos en el mundo, la incumbencia recaería,
obviamente, a los países determinados. También juzguemos nuestro voto, tomando como punto
de referencia, la Salud Pública.

Una teoría ʹalgo arriesgada- que planteo es que el estado pueda poseer en un futuro mediato,
control sobre todos los medios de telecomunicación, para evitar usos inapropiados y hasta
maliciosos. Así el filtro moral y ético controlado por el ANDA también podría instruir y revisar las
acciones de los operarios, sobre todo, para evitar usanzas inadecuadas.

R  
    
           
  
c
c
R      
     c
c
R  c c
c/
 c 
$c 
 c
c  c"c
c   c

R*
  

  + 


 
 ,


  &  

 
 



   

&!




&


(
+

,   
-
 
°  

  


   
    

  

 




 




  (
 
 

.&
   /

"

  
  



  
 
   




R  

 & 


   

0
  





    
  

  

R   

0
 

 
 "
 




R-  


   
 1

     


  
2  
 

Cómo lograríamos discernir, concienzuda y sesudamente entre individuos íntegramente


saludables en relación al consciente, sin enajenaciones telecomunicacionales (metafísicas para el
   mundial) para juzgar sus actos. Si plurales padecimientos, trastornos ʹa causa de las
manipulablesondas cerebrales, conjugadas e imitadas por la física cuántica-, planteándose una
racional y deductible  
   , son las características que degradan la calidad de
experiencias vitales en vinculación directa a individuos del Perú ygran sector del planeta. He de
atacarse las influencias externas que, siendo dilucidadas, en gran medida y afirmo
contundentemente, son manipuladas por medios y organismos de telecomunicación.

Así, como conclusiones de entereza, se torna imprescindible la revelación, investigación de estos


aparatos físico cuánticos, por que, nuestros compatriotas, individuos, prójimos, etcétera, como se
les denominase en menudas encíclicas, se ven afectados directamente por chirridos (acúfenos o
tinnitus) sin razón aparente, pero ocasionados, inexcusablemente, por tecnologías
   

, inspiradas, como refería, en la médica cuántica de nuestro cuerpo humano.
Ante las retóricas de entes reguladores que dictan la aparición y redención de nuevos profetas,
absolutamente todos deberíamos tener conocimiento de los derechos que rigen el universo.
Entonces, ¿de qué manera, podríamos investigar exhaustivamente a determinadas empresas
privadas, ingentes operadores de telecomunicación? O en su defecto, a las personas que operan
estos artefactos sin conocimiento de causa. Así, dilucidaríamos, controlaríamos y regularíamos
estos aparatos, surgiendo utilizaciones asertivas, en pro del bien.
Es certero que poseemos un modelo económico establecido y, ya difícil de modificar; es entonces
que la búsqueda de un modelo universal de Salud Pública°), cobra coherencia. Así entonces,
nuestro voto debería ser racional y no influido por intuiciones, abducciones, pues el carácter
comprobatorio de esta última debe manifestarse en la realidad, praxis.

Entonces surge, suspicacias aparte, la posibilidad de entregarle nuestros voto y, por consecuente,
enteras vitalidades a quien ha creado lazos de confraternidad, abiertamente, para con la República
en donde la medicina, en todos sus perímetros, ha rebasado el nivel de la pericia y excelencia. Y no
atestiguo por simpatizante o poseer características personales en relación a un determinado
candidato, sino por la relevancia que conlleva gozar de ámbitos saludables en todo aspecto.
Ciertamente, hablamos de la medicina india, cubana; solución para nuestras depresiones.

¿Por qué en Cuba, los diagnósticos psiquiátricos, son asimilados popularmente de otro modo?
Para ellos, son ciudadanos lúcidamente tocados (͞locos͟ de pensamiento); es decir, trastornos
como la esquizofrenia y psicosis (debido al control ecológico de las telecomunicaciones), son
absurdos, vacíos; inexistentes. Los antipsicóticos que se prescribirían se tornan innecesarios.
Sucede que en la cultura cubana, la metafísica (abstracción con respectoal medio ambiente
controlada por la posesión de los aparatos telecomunicativos; por trascendente conclusión, estos
deben pertenecerle al estado) es tomada por congruencias físicas;de esta manera se debe
entender. Entonces, lo mágico-religioso, cobra otro sentido en determinadas circunstancias.

Se entiende y, debe entenderse ʹcomo procuraba dar a entender líneas arriba-, por metafísica a
todo fenómeno que, por ejemplo, resulta imperceptible para el aparato audiovisual humano, no a
fenómenos caóticos (en referencia a la teoría del caos), como cuando una pestañairrumpe y
distorsiona nuestra visión o un holograma irrumpe en nuestra realidad. Cuando el fenómeno se da
naturalmente no origina estrés acompañado de pánico.

La medida culminante es tomar una decisión radical, ante circunstancias ͞radicales͟; esta, en
nuestra realidad, solo podría corresponder a virar nuestra opción de voto. Asociar, la medicina de
última generación a la verdadera Salud Pública en relación al emerger económico peruano,
significa estrechar lazos con diversas naciones y mejorar índices con respecto a catástrofes de
salud, como imperante derecho humano. No permitamos que el 21% por ciento de nuestros niños,
afectados en gran porcentaje por estrés (en consecuencia, acúfenos, tinnitus y trastornos
psiquiátricos), literal y tácitamente, se suiciden. La guerra por el control de las externalidades,
tecnologías telecomunicacionales (debidoa la física cuántica), influencian al hombre peruano y
mundial. Inmunicémonos ante la contaminación sonora y sus severísimas consecuencias °*.
Votemos por la libertad de expresión humanística en general (en hipótesis, podrían surgir
programas independientes), pero no por la posesión particular de determinados artefactos,
aparatos (telecomunicativos, cuánticos, de gran potencia, he de recalcar) los cuales, actualmente,
se encuentran en post del estrés mundial y, sus resultados, que invaden la psiquis de nuestro
pueblo.
° c http://es.scribd.com/doc/49209278/Nota-Clinica

°)c El Ministerio de Salud Pública (siglas: MINSAP) de la República de Cuba es el organismo


rector del Sistema Nacional de Salud, encargado de dirigir, ejecutar y controlar la
aplicación de la política del Estado y del gobierno en cuanto a la salud pública, el
desarrollo de las Ciencias Médicas y la industria médico-farmacéutica.

°*c Acúfenos, tinnitus; estrés. Esquizofrenia, psicosis, migraña, etcétera.


Rc   c
c 
 $c   c 
cc1 

La poesía ambiental, social; hallazgo de asimilación popular ante los ideales perfectibles de
purificación de la ecología. Esta como futuro de la Sociología Peruana, empleará las experiencias
vitales de los científicos sociales del pueblo peruano; radicamos en esta realidad, no sólo en
relación a nuestra calidad de individuos, sino a originales metafísicas, emociones poéticas en
correspondencia al amor sempiterno. Escoger al tautológico, tautología, par cardinal de nuestras
relaciones de amistad distinguidas por la sublimación de las condiciones del medio ambiente
(ahora artificial; acúfenos: ondas de frecuencias que se acoplan caóticamente al oído del Perú);
ineludiblemente en estas circunstancias por obra de ͚dioses͛ tecnológicos, maléficamente
manipulados, en pro de enajenaciones auditivas   

 (para la RAE este término no existe).

¿Quién posee un encuentro pactado de afabilidad, en consecuencia y equivalencias a realidades


(en relación a la medicina India, por congruencias, Cuba; afirmo esto, con la fe de sus
comprensibilidad) correspondientes a las mejores naciones del mundo en lo que respecta una
superior Salud Pública que aleja a los fantasmas tangibles, medidos y manipulados por empresas
privadas que inserta falsas metafísicas donde quiere -gobierna las ondas de frecuencias-, y es más,
las transforma en trastornos que ocasionan el verdadero terror (fenómenos que se dan por Ouijas
estólidas, pueden y han ocasionado efectivamente diagnósticos psiquiátricos, pues las
esquizofrenias, psicosis, bipolaridades y asociados, contrastando diversos libros, no existen como
tormentos en condición natural. Son símiles estrategias para ahuyentar, como en el pasado, al
Imperio Incaico, pues son tecnologías maquiavélicas, ͚inyectadas͛ artificialmente al pueblo
peruano. Todo se regula; pues existe un dios -en minúsculas- falso que vino a juzgar a nuestros
seres supremos y superiores, Incas, capaces palaciegamente de erigir Machu Picchu. Seres que
controlaban la vital medicina cuántica orgánica, y estrategias superiores, constituyéndose
maravillas del mundo. Acaso estos individuos foráneos que nos alienaron (concluyo que ya
asimilamos sus ͚caridades͛; es más, consecuencias como el estrés artificial ya es medido por un
ente en específico) y enajenaron sus vitalidades; estas, poseedoras de sabidurías ancestrales.
Exterminaron y, en la actualidad, se encubren bajo empresas privadas. Ellos trasladarían estas
enfermedades torturantes (las infecciosas, las solucionó nuestra medicina), artificiales y, ellos
mismos, las deben cancelar por dignidad y reivindicación de su masacre; cancelan, pues son, como
afirman mundialmente, no provenientes de alguna fuente externa, pero para la medicina, fuente
externa es tomada por medio ambiente, por conclusión, hasta ahora corrompen los derechos
humanos.

Nuestro país destacado en medicina, en relación a casi todas las ramas; se espanta, merma por
falsas metafísicas que influencian el verdadero terror, y se encuentran estigmatizados estos
padecimientos, prácticamente suicidando a gran cantidad de compatriotas, a lo largo de la historia
y, reafirmo, actualmente.

Los recelosos, piensan que Machu Picchu fue edificado por extraterrestres o, ellos, poseían símiles
condiciones. Por conclusión, los ufólogos-abductistas, liderados por Sixto Paz
Wells,cobraríancategóricas razones para votar por el Nacionalismo. No es caos, es confluencia de
ideas que le dan nuestro voto al Perú Nacionalista (o que este cobre un valor fundamental de
mediación; la condición la dicta una estrecha amistad) y a las asociaciones con correctísimas
corrientes de Salud Pública, como Cuba-India. Abduzco, que de todas maneras poseen alguna
forma de pacto; bien, esto lo dejo en manos de los periodistas. La teoría del caos se cumple, pero
en calidad de confluencia y rectificación para con nuestra historia. Rectifiquémonos y votemos por
el único candidato que, sigue los modelos casi perfectibles de Salud Pública, por ende, Ecología ʹ
como repito- futura labor para la Sociología Peruana.

Con el control de la Salud Pública podríamos manejar estos trastornos que, por ejemplo, en la
India son controlados sapientísimamente. Para celebrar, podríamos ͞encantar͟ parques de
diversión, claro, regulados, generar adrenalina, pero no traumas que enluten, nuevamente
nuestra historia, gracias a un ente privado nazi luciferino.

Por contundente abducción, inspirado en Charles Peirce, el candidato Ollanta Humala Tasso
tendría que y deberíaser el próximo Presidente del Perú, para que la receta de la sabiduría y salud
mental, nos sea otorgada, liberándonos de las esclavitudes manifestadas por enfermedades
  

, que los nazis denominarían, interceptados. ¿Quién mejor que un sabido en el tema
para controlar estas tecnologías características del Mk Ultra? Estas guerras siguen marcando
nuestro presente eterno. ¡Liberemos a los interceptados (trastocados) que regularon su condición
y no quebrantaron la ley!

R       


R  
         

ͻ El presente discurso será divulgado en un taller poético; he sido invitado por la Municipalidad
de Lima.
R2c"c 
 $cåÿ c
 c c  c 
c2'0c

IMA es Estudios de Marketing, Instituto Militar Aeronáutico e Ingeniería Magnética Aplicada. Tres
entes por separado, que posible e indiscretamente confluyen para propalar al pueblo cifras cuasi
perfectibles que gobiernan el consciente de los indecisos, pues la tendencia que se maneja al
saber resultados previos, por el medio de comunicación que sea, es votar por quienes lideran en
las encuestas. Todo esto genera caos tautológico, pues ʹnecesariamente- las decisiones, y sobre
todo en momentos de tormento no parten necesariamente de un interés personal. Por esto, toda
entelequia que tiene acceso a estas poderosas tecnologías, disfrazadas por ͚Marketing sectoriales͛,
votan a favor de los que ͞puntean͟ las encuestas. El pueblo no toma una decisión vitalicia, pues
enajenados por algún tipo de tecnología artificial, averiguan correspondientemente al plano
terráqueo sectorial las nociones de cada individuo: condición de voto, para este caso. Por
abducciones ya inducidas, afirmo que se viola y quebrante la Salud Pública; así entonces,
explicándose la exactitud de las encuestas. Ante la alerta espectral, se debe plantear el voto digital
como alternativa, para así no revelarse los guarismos de las encuestas, para plantear una paz
asertiva y no continuar con el largo etcétera nacional que nos ha masacrado y seguirá
masacrando, si no viramos nuestro voto. Entonces, ¿para quién debe ir el voto en blanco? La ley
ha establecido que el voto en blanco le corresponder al ͞ganador͟. Ante estos planteamientos,
debe plantearse un ͚Derecho Humano público͛ peruano, vertiente humanística que impida
averiguaciones extrañas y deshumanizantes.

!    



  
3 " 3''444 
   ' 
/  /56//
7588'+!







,