Está en la página 1de 2

LA PATASOLA LA LEYENDA

Se trataba de una joven mal humorada y de malos sentimientos. Un día, llevaba a su


hermana de la mano, tirándola y haciéndola tropezar con cuanto encontraba de camino,
al pasar un rio piso una piedra lisa, cayó sobre el hacha y se cortó totalmente el pie. Con
furia se levantó y mato a su hermanita a la que acuso de culpable.
Al regresar a la casa su abuela muy preocupada le pregunto qué había pasado y donde
estaba la pequeña. La mate fue la repuesta, y a usted también (levanto el hacha y mato
también a la abuela). Ella luego con la herida infectada también murió.
El espíritu de esta malvada mujer es el que ronda las montañas y montes. Se le aparece a los
leñadores. De ella miran su rostro en sentido contrario, de tal manera que se va hacia el centro
su pie indica hacia fuera. Los leñadores le temen y huyen, cuando la escuchan gritan porque si
los encuentra, les figura la muerte.

2  Vampiros de Celákovice

Todos sabemos que los vampiros son espectros nocturnos y comen sangre de humanos,
y que para eliminarlos tienen que clavar una estaca en el corazón o cortarles la cabeza.
Pero, ¿realmente estos seres existieron? Conoce esta leyenda de terror

En la República Checa, a solo 25 kilómetros de Praga se encuentra Celákovice. En esta


pequeña ciudad amurallada descubrieron en 1997 un cementerio con tumbas de
vampiros. Hoy se les conoce como los Vampiros de Celákovice y es una leyenda que
ha tomado fuerza porque estas tumbas podrían ser una prueba de que los vampiros sí
existieron.

Hasta el siglo XIX el mito de los vampiros se convirtió en leyenda con dos escritos.
El primero fue un relato publicado en 1800 “Wake not the Dead” del alemán Johann
Ludwig Tieck; y el segundo, la novela más famosa de la historia: “Drácula” de Bram
Stoker publicada en 1887.

¿Mito o realidad?, los pueblos eslavos comenzaron con el mito de los vampiros por el
siglo XIV y se extendió por toda Europa hasta el siglo XVIII. Y lo que hoy es
República Checa también tiene su leyenda con los Vampiros de Célakovice.

Celákovice es una pequeña ciudad medieval amurallada ubicada a 25 kilómetros de


Praga. Y en 1997 un arqueólogo de nombre Jaroslav Spacek descubrió un
cementerio exclusivo de vampiros.  Lo que encontró Spacek fueron catorce tumbas
con personas enterradas acusadas de vampirismo. Los esqueletos tenían crucifijos en
sus ataúdes, estaban amarrados boca abajo y a algunos les habían cortado la
cabeza. Y había un caso que llamó mucho la atención arqueólogo, era
verdaderamente espeluznante. Lee la historia completa.

3  Jack el Destripador

Una de las leyendas de terror más famosas de todo el mundo es la de Jack el


Destripador. Es una historia real pero que tiene cierto aire de misticismo pues el
caso sí existió pero jamás se ha sabido la identidad del asesino, hoy, su personalidad
es toda una leyenda. 
En 1888, el distrito de Whitechapel era uno de los barrios más pobres. Calles lúgubres,
bares mugrosos y diversos burdeles con mujeres cuya única forma de supervivencia era
la prostitución. Este barrio fue el elegido por el asesino en serie más temido de la
historia: Jack El Destripador.

Solo fueron cinco asesinatos, pero las escenas eran tan dantescas que era inimaginable
que un ser humano cometiera ese tipo de crímenes. La primera víctima de Jack El
Destripador fue localizada el 31 de agosto de 1888, su nombre era Ane Mare Nichols
de oficio prostituta, le había seccionado la tráquea y el esófago con un arma blanca.
Además tenía las vísceras esparcidas en el cuerpo.

Las otras cuatro víctimas también eran prostitutas. Su segunda víctima fue Annie
Chapman, sus intestinos estaban a un lado del cuerpo sobre su hombro derecho, y
una parte de su estómago se encontraba junto al hombro izquierdo. La sangre
esparcida por todo el cuerpo era inimaginable.

En un solo día, Jack El Destripador cometió otros dos asesinatos. Esto fue el 30 de
septiembre de 1888 y sus víctimas también eran prostitutas. Elizabeth Stride, la
primera de ellas, fue encontrada con una sola herida que atravesaba el cuello de lado
a lado. Se cree que fue interrumpido mientras la degollaba porque no se había ensañado
tanto. Y la segunda al parecer fue asesinada media hora después, su nombre era
Catherine Eddowes, y en esta ocasión sí se ensañó  porque la degolló, le mutiló la
cara, le arrancó la nariz y tenía una herida que iba desde la vagina hasta el
esternón, además le extrajo un riñón.

Su último crimen fue el peor de todos. Es uno de los asesinos más temibles de la
historia.  Además, recientemente –en abril de 2018– se subastó una carta que se cree fue
escrita por el asesino y vendida en 30,000 USD. Conoce cómo fue el último asesinato
y qué dice esta famosa carta.