Está en la página 1de 20

ÁREA DE DEFENSA DE LAS LEYES

CONGRESO "Decenio de la Igualdad de Oportunidades para mujeres y hombres"


"Año de la universalización de la salud"
REPÚBLICA

TRIBUNAL CONSTITUCIONAL
OFICINA DE TRAMITE
DOCUMENTARi0 Y ARCI-11V0 Expediente N° 0011-2019-PI/TC
0 8 SEP. 2020 Escrito N° 01
Sumilla: Contestación de Demanda de
IREC113 O Inconstitucionalidad
.).., FIRMA .
HORA:5,t.I.L

SEÑORA PRESIDENTA DEL TRIBUNAL CONSTITUCIONAL:

GUILLERMO LLANOS CISNEROS, identificado con DNI. N°


07462713, con domicilio real y procesal en la Av. Abancay s/n
Palacio Legislativo — Lima, apoderado especial del Congreso de
la República en mérito del Acuerdo de Mesa Directiva N° 039-
2020-2021/MESA-CR del 23 de junio de 2020, en el proceso de
inconstitucionalidad promovido por el Presidente de la República
contra la Ley N° 30796, Ley que autoriza la participación de las
Fuerzas Armadas en la interdicción contra el tráfico ilícito de
drogas en zonas declaradas en estado de emergencia; a usted
atentamente digo:

1. PETITORIO

1. Solicitamos que se declare INFUNDADA la demanda de inconstitucionalidad


contra la Ley N° 30796, Ley que autoriza la participación de las Fuerzas
Armadas en la interdicción contra el tráfico ilícito de drogas en zonas
declaradas en estado de emergencia.

2. NORMA OBJETO DE CONTROL

2. La Ley N° 30796, publicada el 21 de junio de 2018, establece lo siguiente:

"Artículo 1. Objeto de la Ley


La presente ley tiene por objeto modificar el Decreto Legislativo 1241,
Decreto Legislativo que Fortalece la Lucha contra el Tráfico Ilícito de
Drogas, con el fin de que las Fuerzas Armadas del Perú, en
cumplimiento de su función constitucional de garantizar la independencia,
soberanía e integridad territorial de la República, realicen acciones de
interdicción terrestre, acuática y aérea contra el tráfico ilícito de
drogas en zonas declaradas en estado de emergencia, en
concordancia con los artículos 8 y 44 de la Constitución Política del Perú;
así como, la jurisprudencia del Tribunal Constitucional de los expedientes
0002-2008-Al-TC y 0022-2011-Al-TC.
CONGRESO "Decenio de la Igualdad de Oportunidades para mujeres y hombres"
"Año de la universalización de la salud"
tEPU BLiCA

Artículo 2. Modificación y adición de un numeral en cada uno de los


artículos 18, 19 y 20 del Decreto Legislativo 1241, Decreto Legislativo
que Fortalece la Lucha contra el Tráfico Ilícito de Drogas
Modifícase y adiciónase un numeral en cada uno de los artículos 18, 19 y
20 del Decreto Legislativo 1241, Decreto Legislativo que Fortalece la
Lucha contra el Tráfico Ilícito de Drogas, con el siguiente texto:

`Artículo 18. Participación del Ejército del Perú


18.1. El Ejército del Perú en cumplimiento de su función
constitucional de garantizar la independencia, soberanía e
integridad territorial de la República, contribuye con la Policía
Nacional del Perú durante la ejecución de operaciones policiales de
interdicción al tráfico ilícito de drogas, a pedido de esta cuando las
circunstancias existentes rebasan la capacidad operativa policial.
18.2. Adicionalmente, el Ejército del Perú realiza acciones de
interdicción contra el tráfico ilícito de drogas en zonas
declaradas en estado de emergencia, debiendo poner a
disposición de la Policía Nacional del Perú, con conocimiento
del Ministerio Público, a los detenidos, la droga decomisada y
especies para las investigaciones del caso; para los efectos de
ley.

Artículo 19. Participación de la Marina de Guerra del Perú


19.1. La Marina de Guerra del Perú, en observancia de su misión
constitucional de resguardar la defensa y la soberanía nacional,
dentro de la jurisdicción del dominio marítimo del Estado, en los
puertos del litoral nacional; así como en los cursos de los ríos y
lagos navegables dentro del territorio nacional, puertos fluviales y
lacustres existentes en las zonas de producción cocaleras o de la
adormidera y su área de influencia, que sirvan para la elaboración
ilegal de drogas del país, en apoyo a la Policía Nacional del Perú,
intercepta embarcaciones nacionales o extranjeras a efecto de
establecer su identificación y destino final. Si como consecuencia
de dicha participación, se aprecia indicios del delito de tráfico
ilícito de drogas, ejecuta las acciones de interdicción
correspondientes, debiendo poner a disposición de la Policía
Nacional del Perú, con conocimiento del Ministerio Público, a
los detenidos, droga decomisada y especies para las
investigaciones del caso para los efectos de ley.
19.2. La Marina de Guerra del Perú a través de la Dirección
General de Capitanías y Guardacostas, Autoridad Marítima
Nacional, en el cumplimiento de sus funciones y facultades
otorgadas por ley, apoya la interdicción contra el tráfico ilícito de
drogas que efectúa la unidad especializada antidrogas de la Policía
Nacional del Perú y el Ministerio Público, en forma coordinada, en
el ámbito de su competencia.
19.3. Adicionalmente, la Marina de Guerra del Perú a través de
sus unidades especializadas terrestres realiza acciones de
interdicción contra el tráfico ilícito de drogas en zonas
declaradas en emergencia, debiendo poner a disposición de la

2
R1,

ÁREA DE DEFENSA DE LAS LEYES

CONGRESO `Decenio de la Igualdad de Oportunidades para mujeres y hombres"


"Año de la universalización de la salud"
REPÚBLICA

Policía Nacional del Perú, con conocimiento del Ministerio


Público, a los detenidos, droga decomisada y especies para las
investigaciones del caso para los efectos de ley.

Artículo 20. Participación de la Fuerza Aérea del Perú


20.1. La Fuerza Aérea del Perú, en el marco de sus
competencias, está facultada para intervenir o interceptar
aeronaves nacionales y extranjeras que se encuentren en la Zona
de Identificación de Defensa Aérea (ADIZ PERÚ) o las superficies
subyacentes a esta, observando lo previsto en la materia por la Ley
30339, Ley de Control, Vigilancia y Defensa del Espacio Aéreo
Nacional.
20.2. Si como consecuencia de dicha intervención, se
evidencia la comisión de hechos constitutivos de delito de
tráfico ilícito de drogas u otros delitos, la Fuerza Aérea del
Perú ejecuta las acciones de interdicción correspondientes,
debiendo poner a disposición de la Policía Nacional del Perú,
con conocimiento del Ministerio Público, a los detenidos,
droga decomisada y especies para las investigaciones del
caso para los efectos de ley.
20.3. Adicionalmente, la Fuerza Aérea del Perú a través de
sus unidades especializadas terrestres realiza acciones de
interdicción contra el tráfico ilícito de drogas en zonas
declaradas en emergencia, debiendo poner a disposición de la
Policía Nacional del Perú, con conocimiento del Ministerio
Público, a los detenidos, droga decomisada y especies para las
investigaciones del caso para los efectos de ley.'

Artículo 3. Implementación de programas y cursos especializados en


las Escuelas de las Fuerzas Armadas y la Policía Nacional del Perú de
instrucción y entrenamiento contra el tráfico ilícito de drogas
Impleméntense programas y cursos especializados en las Escuelas de las
Fuerzas Armadas y la Policía Nacional del Perú de instrucción y
entrenamiento contra el tráfico ilícito de drogas, con la finalidad de
garantizar el desempeño exitoso de las Fuerzas Armadas y Policía
Nacional del Perú en sus labores de interdicción en zonas declaradas en
estado de emergencia." (énfasis nuestro)

3. SOBRE LA ALEGADA VULNERACIÓN DEL MARCO CONSTITUCIONAL


QUE REGULA EL CONTROL DEL ORDEN INTERNO EN ESTADOS DE
EMERGENCIA POR PARTE DE LAS FUERZAS ARMADAS

3. Al respecto, la parte demandante sostiene lo siguiente:

"23. Toda norma con rango de ley que se emíta con relación a las
funciones de la Policía Nacional del Perú y las Fuerzas Armadas, debe
observar lo dispuesto en los artículos 137°, 165° y 166° de la Constitución,

3
CONGRESO "Decenio de la Igualdad de Oportunidades para mujeres y hombres"
"Año de la universalización de la salud"
REPÚBLICA

así como la jurisprudencia que el Tribunal Constitucional ha emitido al


respecto.
24. En el presente caso, la Ley N° 30796 otorga facultades a las
Fuerzas Armadas en materia de control del orden interno en zonas declaradas
en estados de emergencia, al autorizarlas para realizar de forma directa
acciones de interdicción contra el tráfico ilícito de drogas. En este sentido,
les otorga una competencia que no les ha sido asignada de forma
directa por los artículos 137° y 165° de la Constitución, dado que
depende de la decisión que al respecto emita el Presidente de la
República, afectando -a su vez- el marco normativo constitucional
sobre las funciones que corresponden a la Policía Nacional del Perú
sobre el control del orden interno, establecidas en el artículo 166° de
la Constitución.
25. Como lo ha indicado el Tribunal Constitucional, 'fijas normas que
determinen las competencias de las Fuerzas Armadas devendrán
inconstitucionales por el fondo si les asignan funciones que no guardan
relación o desnaturalizan los objetivos establecidos en el artículo 165 de
la Constitución'. Se trata de una afirmación del supremo intérprete de las
normas constitucionales que debe ser empleada para la resolución de la
presente controversia. '1 (énfasis nuestro)

4. En tal sentido, en la demanda se sostiene que la Ley N° 30796 contraviene


los artículos 137° (Estados de excepción. Estado de emergencia y Estado de
sitio), 165° (Finalidad de las Fuerzas Armadas) y 166° (Finalidad de la
Policía Nacional) de la Constitución, que están referidos a las funciones de la
Policía Nacional del Perú y las Fuerzas Armadas sobre control del orden
interno; debido a que dicha ley modificó el Decreto Legislativo N° 1241, con
el fin de que las Fuerzas Armadas puedan realizar acciones de interdicción
terrestre, acuática y aérea contra el tráfico ilícito de drogas en zonas
declaradas en estado de emergencia, sin que el Presidente de la República
disponga que las Fuerzas Armadas asuman el control del orden interno.

4. SOBRE LA ALEGADA VULNERACIÓN DE LAS FACULTADES Y


ATRIBUCIONES DEL PRESIDENTE DE LA REPÚBLICA, RECONOCIDAS
SOBRE LA BASE DEL PRINCIPIO DE SEPARACIÓN DE PODERES,
RESPECTO A LA ACTIVIDAD DE LAS FUERZAS ARMADAS EN
ESTADOS DE EMERGENCIA

5. Al respecto, la parte demandante señala lo siguiente:

"26. Conforme a los argumentos que a continuación se exponen, en la


presente demanda se afirma que la Ley N° 30796 es inconstitucional, por
cuanto afecta las facultades y atribuciones que, sobre la base del
principio de separación de poderes establecido en el artículo 43° de la

1 Páginas 7-8 del escrito de demanda.

4
CONGRESO "Decenio de la Igualdad de Oportunidades para mujeres y hombres"
"Año de la universalización de la salud"
REPÚBLICA

Constitución Política del Perú, se le reconoce al Presidente de la


República respecto a la actividad de control del orden interno que
pueden asumir las Fuerzas Armadas en estados de emergencia, al
amparo de los artículos 118°, numerales 4 y 14, 137°, 164° y 167° del
texto constitucional.
(...)
30. En atención a lo expuesto, la observancia del principio de separación
de poderes implica que el ejercicio de las funciones de un órgano
constitucional no puede significar la afectación de las competencias de otro.
En el presente caso, si bien el Congreso tiene la potestad de dar leyes
(artículo 102°, inciso 1, de la Constitución), no puede hacerlo
desconociendo las competencias constitucionales asignadas al
Presidente de la República en materia de Seguridad y Defensa Nacional.
(. -)
39. La Constitución Política de 1993 establece un conjunto de
disposiciones por medio de las cuales se reconoce las facultades y
atribuciones del Presidente de la República respecto a la actividad de
las Fuerzas Armadas y la Policía Nacional del Perú.
40. En este sentido, el artículo 118° de la Constitución establece
que corresponde al Presidente de la República 'velar por el orden
interno' (inciso 4°), así como Ipiresidir el Sistema de Defensa
Nacional; y organizar, distribuir y disponer el empleo de las Fuerzas
Armadas y de la Policía Nacional' (inciso 14).
41. En concordancia con lo anterior, el artículo 164° de la
Constitución señala que 'el Presidente de la República dirige el
Sistema de Defensa Nacional', mientras que el artículo 167° lo reconoce
como el 'Jefe Supremo de las Fuerzas Armadas y de la Policía
Nacional del Perú'.
(...)
45. Del artículo 137° de la Constitución y lo señalado por el
Tribunal Constitucional se advierte que el control del orden interno,
aún en estados de emergencia, lo asume la Policía Nacional del Perú,
y solo en el caso que el Presidente de la República lo considere
necesario, podrá facultar a las Fuerzas Armadas para que lo
asuman. En otras palabras, corresponde al Presidente de la República, tras
decretar el estado de emergencia, determinar si intervienen las Fuerzas
Armadas en el control del orden interno, lo cual es concordante con el
reconocimiento del Presidente de la República como Jefe Supremo de las
Fuerzas Armadas y la Policía Nacional del Perú.
2.5. Inconstitucionalidad de la Ley
46. En el presente caso, la Ley N° 30796 autoriza de forma
directa a las Fuerzas Armadas a realizar acciones de interdicción
contra el tráfico ilícito de drogas en zonas declaradas en estados
de emergencia, sin que medie la intervención del Presidente de la
República, contraviniendo las normas constitucionales citadas sobre
el Sistema de Defensa Nacional y las competencias del Poder
Ejecutivo respecto al mismo, en su calidad de Jefe Supremo de las
Fuerzas Armadas y la Policía Nacional del Perú.' (énfasis nuestro)

2 Páginas 8-13 del escrito de demanda.

5
CONGRESO "Decenio de la Igualdad de Oportunidades para mujeres y hombres"
"Año de la universalización de la salud"
REPÚBLICA

6. De manera que, en la demanda se sostiene que la Ley N° 30796 contraviene


los artículos 118° (Atribuciones del Presidente de la República), numerales
4) y 14), 137° (Estados de excepción. Estado de emergencia y Estado de
sitio), 164° (Dirección, preparación y ejercicio del Sistema de Defensa
Nacional) y 167° (Jefe Supremo de las Fuerzas Armadas y Policía Nacional)
de la Constitución, que están referidos a las facultades y atribuciones del
Presidente de la República relacionadas con el control del orden interno de
las Fuerzas Armadas en estado de emergencia; debido a que la referida ley
modificó el Decreto Legislativo N° 1241, con el fin de que las Fuerzas
Armadas puedan realizar acciones de interdicción terrestre, acuática y aérea
contra el tráfico ilícito de drogas en zonas declaradas en estado de
emergencia, sin que el Presidente de la República disponga que las Fuerzas
Armadas asuman el control del orden interno.

5. SOBRE LA ALEGADA VULNERACIÓN DE LA OBLIGACIÓN


CONSTITUCIONAL DEL ESTADO DE SANCIONAR EL TRÁFICO ILÍCITO
DE DROGAS

7. Al respecto, la parte demandante sostiene lo siguiente:

"48. El artículo 8° de la Constitución Política de 1993 señala que


constituye una obligación del Estado peruano la lucha contra el tráfico
ilícito de drogas. En este sentido, dispone que Estado U] sanciona el
tráfico ilícito de drogas'.
49. La decisión del Estado de sancionar a una persona o a los
integrantes de una organización criminal por el delito de tráfico ilícito de
drogas corresponde al Poder Judicial, pero de forma previa se requiere una
acusación e investigación de índole fiscal por parte del Ministerio Público.
Dentro del marco constitucional y legal respectivo, la Policía Nacional del
Perú también interviene para cumplir el referido objetivo constitucional.
50. Para que el Estado pueda sancionar a las personas que
cometen el delito de tráfico ilícito de drogas, como lo ordena el artículo
8° de la Constitución, se requiere que la detención de las personas
involucradas en estos hechos y la obtención de los medios probatorios
que sustenten su sanción (como las drogas u otras especies) se
haya realizado con pleno respeto a los derechos fundamentales y
conforme al marco constitucional y legal.
51. En la presente demanda se afirma que la Ley N° 30796
contraviene el artículo 8° de la Constitución por cuanto al facultar a las
Fuerzas Armadas a detener personas y decomisar drogas e insumos al
margen de las normas constitucionales que deben ser observadas para
asumir el control del orden interno durante los estados de
emergencia, limita la actividad probatoria del Estado durante la

6
CONGRESO "Deceni« la Igualdad de Oportunidades para mujeres y hombres"
"Año de la unlversalización de la salud"
REPUBL1CA

investigación y los procesos penales por tráfico ilícito de drogas.'


(énfasis nuestro)

8. De manera que, en la demanda se argumenta que la Ley N° 30796


contraviene el artículo 8° de la Constitución, en la parte que establece la
obligación del Estado de sancionar el tráfico ilícito de drogas; debido a que
tal ley modificó el Decreto Legislativo N° 1241, con el fin de que las Fuerzas
Armadas puedan realizar acciones de interdicción terrestre, acuática y aérea
contra el tráfico ilícito de drogas en zonas declaradas en estado de
emergencia, sin que se observen las disposiciones constitucionales que
regulan la participación de las Fuerzas Armadas en el control del orden
interno durante los estados de emergencia.

6. SOBRE LA INTERPRETACIÓN CONFORME A LA CONSTITUCIÓN

9. De acuerdo al principio de conservación de la ley y el indubio pro legislatore


democrático, en un proceso de inconstitucionalidad se debe verificar si el
enunciado legal cuestionado tiene por lo menos una interpretación que sea
conforme a la Constitución. Sobre el particular, en la sentencia recaída en el
Expediente N° 00017-2003-Al/TC4 (emitida el 16 de marzo de 2004 y
publicada el 23 de agosto de 2004) el Tribunal Constitucional señaló lo
siguiente:

"24. El principio de conservación de las normas y el indubio pro


legislatore democrático, demandan que este Colegiado verifique si
entre las interpretaciones posibles de un enunciado legal, existe al
menos una que lo salve de una declaración de invalidez, en cuyo caso
la declaración de inconstitucionalidad no recaerá sobre la
disposición, sino sobre la norma inferida de ella, esto es, sobre la
interpretación reñida con la Constitución [STC N.° 0010-2001-A1/TC]. Y
es que la declaración de inconstitucionalidad, en efecto, es la última
ratio a la cual debe apelar este Tribunal cuando no sea posible extraer
de una disposición legislativa un sentido interpretativo que se ajuste
a la Constitución.
25. En suma, la interpretación de la ley de conformidad con la
Constitución es aquella 'que adecua, armoniza la ley a la Constitución
(previamente interpretada, se entiende), escogiendo aquella (o sea, la
norma) que evita cualquier contradicción entre ley y Constitución. El
efecto de semejante interpretación es, obviamente, la de conservar la
validez de la ley que, de otra forma, habría sido declarada inconstitucional'
[Riccardo Guastini, "La "costituzionalizzazione" dell'ordinamento", en Tecla

3
Página 13 del escrito de demanda.
4
Proceso de inconstitucionalidad promovido por la Defensoría del Pueblo contra diversos
artículos de la Ley N° 24150, que establecen normas que deben cumplirse en los estados de
excepción en que las Fuerzas Armadas asumen el control del orden interno, en todo o en parte
del territorio.

7
ÁREA DE DEFENSA DE LAS LEYES
"Decenio de la Igualdad de Oportunidades para mujeres y hombres"
CONGRESO
"Año de la universalización de la salud"
REPÚliLICA

Mazzarese (A cura di), Neocostituzionalismo e tutela (sovra) nazionale dei


diritti fondamentali, Giappichelli editore, Torino, 2002]." (énfasis nuestro)

10. Al respecto, en la sentencia recaída en el Expediente N° 00008-2012-131/TC5


(emitida el 12 de diciembre de 2012 y publicada el 7 de enero de 2013), el
Tribunal Constitucional señaló lo siguiente:

"65. Una 'decisión interpretativa' es aquella en la que se materializa


en cierta medida el criterio de interpretación de la ley conforme a la
Constitución. Este criterio consiste en aquella actividad interpretativa
que sobre las leyes realiza el órgano jurisdiccional, de modo que
antes de optar por la eliminación de una disposición legal se procure
mantenerla vigente pero con un contenido que se desprenda, sea
consonante o guarde una relación de conformidad con la
Constitución. Esta técnica interpretativa no implica en modo alguno
afectar las competencias del legislador, sino antes bien materializar
los principios de conservación de las normas y
el indubio pro legislatore democrático, los mismos que demandan que
el órgano jurisdiccional verifique si entre las interpretaciones posibles de un
enunciado legal, existe al menos una que la salve de una declaración de
invalidez. Y es que la declaración de inconstitucionalidad, en efecto, es
la última ratio a la cual debe apelar este Tribunal cuando no sea
posible extraer de una disposición legislativa un sentido
interpretativo que se ajuste a la Constitución (Exp. N.° 00002-2008-
Pl/TC, aclaración). (...)" (énfasis nuestro)

11. Con relación al principio de conservación de la ley, en la sentencia recaída


en el Expediente N° 00001-2018-PUTC (emitida el 10 de julio de 2018 y
publicada el 16 de julio de 2018), el Tribunal Constitucional señaló lo
siguiente:

"49. Así, la figura de la interpretación conforme con la Constitución


ha sido empleada en múltiples oportunidades por parte de este
Tribunal. De ella se desprende la idea que, en un Estado Constitucional,
debe otorgarse un importante margen de acción y configuración al
Congreso de la República, entidad que está llamada a representar a la
nación, por lo que goza de una suerte de presunción de constitucionalidad
respecto de las leyes o reformas que decida implementar. De ahí que, al
evaluar la posible inconstitucionalidad de alguna disposición
aprobada por dicha entidad del Estado, se deban agotar todas las
posibilidades interpretativas que permitan su subsistencia.
Sobre ello, se ha indicado que
[e]ste criterio [la interpretación conforme a la Constitución] consiste en
aquella actividad interpretativa que sobre las leyes realiza el
Tribunal Constitucional, de modo que antes de optar por la
eliminación de una disposición legal se procure mantenerla

5 Proceso de inconstitucionalidad promovido por ciudadanos contra los artículos 1° de la Ley


28704, que modifica el artículo 173°, inciso 3), del Código Penal, sobre delito de violación
sexual contra víctima entre 14 y 18 años de edad.

8
A DE LAS LEYES

CONGRESO "Decenio de la Igualdad de Oportunidades para mujeres y hombres"


"Año de la universalización de la salud"
REPÚBLICA

vigente pero con un contenido que se desprenda, sea consonante


o guarde una relación de conformidad con la Constitución. Esta
técnica interpretativa no implica en modo alguno afectar las
competencias del Legislador, sino antes bien materializar los principios
de conservación de las normas y el indubio pro legislatore
democrático." (énfasis nuestro)

12. En este mismo sentido, en la sentencia recaída en el Expediente N° 00022-


2015-PUTC (emitida el 11 de junio de 2019 y publicada el 30 de julio de
2020) el Tribunal Constitucional precisó lo siguiente:

"55. Corresponde tener presente, por otra parte, que el principio de


conservación de las leyes obliga a este Tribunal a buscar un sentido
interpretativo de las disposiciones impugnadas acorde con la
Constitución. Efectivamente, se debe procurar, en la medida de lo
posible, la conservación de la ley, por lo que solo será declarada
inconstitucional si no existe ningún sentido interpretativo que permita
armonizarla con el bloque de constitucionalidad correspondiente.
56. Al respecto, este Tribunal tiene resuelto lo siguiente sobre el
principio de conservación de las leyes:
Mediante este axioma se exige al juez constitucional 'salvar, hasta
donde sea razonablemente posible, la constitucionalidad de una
ley impugnada, en aras de afirmar la seguridad jurídica y la
gobernabilidad del Estado.
Es decir, la expulsión de una ley del ordenamiento jurídico por
inconstitucional, debe ser la última ratio a la que debe apelarse.
Así, la simple declaración de inconstitucionalidad no debe ser
utilizada, salvo si es imprescindible e inevitable [Sentencia 0004-
2004-CC/TC, fundamento 3.3]." (énfasis nuestro)

13. En los últimos años, el principio de conservación de la ley ha sido aplicado


en las sentencias recaídas en los Expedientes números 00021-2012-P1[TC,
00008-2013-P1/TC, 00009-2013-PITTC, 00010-2013-P1[TC y 00013-2013-
M/1-C (Caso Ley de Reforma Magisterial 3), 00001-2014-PI/TC (Caso
DICAPI), 00001-2018-PI/TC (Caso modificación del artículo 37° del
Reglamento del Congreso sobre regulación de los grupos parlamentarios),
00020-2015-PUTC (Caso Potestad Sancionadora de la CGR), 00028-2018-
PUTO (Caso del Régimen Municipal de Circulación de Motocicletas), y
00022-2015-PI/TC (Caso del Régimen Especial de Seguridad Social para los
pensionistas pesqueros).

6.1. STC N° 00021-2012-PI/TC, 00008-2013-PI/TC, 00009-2013-12I/TC, 00010-


2013-PI/TC y 00013-2013-PI/TC (Caso Ley de Reforma Magisterial 3),
emitida el 31 de octubre de 2014 y publicada el 21 de abril de 2015

14. Las demandas de inconstitucionalidad fueron interpuestas contra diversos


artículos de la Ley N° 29944 (publicada el 25 de noviembre de 2012), Ley de

9
A DE LAS LEYES

ONG R SO "Decenio de la Igualdad de Oportunidades para mujeres y hombres"


"Año de la universalización de la salud'
1tÚI UCA

Reforma Magisterial, y contra la Ley N° 29951 (publicada el 4 de diciembre


de 2012), Ley de Presupuesto del Sector Público para el Año Fiscal 2013.6

15. Con relación a la alegada inconstitucionalidad del artículo 18.1.d7 de la Ley


N° 29944, el Tribunal Constitucional resolvió:

"2. Declarar INFUNDADA la demanda contra el artículo 18.1. d de la


Ley N° 29944, Ley de Reforma Magisterial, en el extremo que establece 'ni
haber incurrido en actos de violencia que atenten contra los derechos
fundamentales de la persona y contra el patrimonio, así como haber
impedido el normal funcionamiento de los servicios públicos', debiéndose
INTERPRETAR que se refiere a actos de violencia que hayan sido
materia de una sentencia condenatoria penal firme, de conformidad con
lo expresado en el Fundamento N.° 119 de esta sentencia." (énfasis
nuestro)

16. Con relación a esta decisión, en la parte considerativa de la sentencia el


Tribunal Constitucional señaló lo siguiente:

"114. En relación con el segundo párrafo del artículo 18.1.d), que


proscribe la posibilidad de acceder a la carrera magisterial a quienes hayan
incurrido en actos de violencia que atenten contra los derechos
fundamentales de la persona y contra el patrimonio, así como haber
impedido el normal funcionamiento de los servicios públicos.
115. En efecto, el enunciado normativo tercero que exige inol haber
incurrido en actos de violencia que atenten contra los derechos
fundamentales de la persona y contra el patrimonio' supone la comisión de
un delito, habiendo recibido la consecuente condena.

6
Las demandas de inconstitucionalidad fueron interpuestas por el Decano Nacional del Colegio
de Profesores del Perú contra el artículo 18.d de la Ley N° 29944 (Expediente N° 00021-2012-
i:1/TC); por el Decano Nacional del Colegio de Profesores del Perú contra la Primera y Cuarta
Disposiciones Complementarias, Transitorias y Finales de la Ley N° 29944 (Expediente N°
00008-2013-PI/TC); por ciudadanos contra los artículos 20°, 25°, 29°, 38°, 40.h, 56°, 71.a.9,
78°, y la Primera y Segunda Disposiciones Complementarias, Transitorias y Finales de la Ley
N° 29944 (Expediente N° 00009-2013-PI/TC); por ciudadanos contra los artículos 11°, 12°, 44°,
47°, 48.e, 49.h, 49.i, y 55° al 57°, y la Primera Disposición Complementaria, Transitoria y Final
de la Ley N° 29944 (Expediente N° 00010-2013-PI/TC); y por ciudadanos contra los artículos
2.d, 16°, 20°, 23°, 30°, 41.d, 43° y 53.d, y la Cuarta Disposición Complementaria, Transitoria y
Final de la Ley N° 29944 (Expediente N° 00013-2013-PI/TC).
El artículo 18.1.d de la Ley N° 29944 establece lo siguiente:
"Artículo 18. Requisitos para postular a la Carrera Pública Magisterial
Para participar en el concurso público de acceso a una plaza vacante se requiere cumplir
con los siguientes requisitos:
18.1 Requisitos generales:
(..-)
d) No haber sido condenado ni estar incurso en el delito de terrorismo, apología del
terrorismo, delito contra la libertad sexual, delitos de corrupción de funcionarios y/o delitos
de tráfico de drogas; ni haber incurrido en actos de violencia que atenten contra los
derechos fundamentales de la persona y contra el patrimonio, así como haber impedido el
normal funcionamiento de los servicios públicos.
(-9"

10
CONGRESO "Decenio de la Igualdad de Oportunidades para mujeres y hombres"
"Año de la universalización de la salud"
REPÚBLICA

116. Este Tribunal Constitucional advierte que, en el Estado


constitucional y democrático de Derecho, los actos de violencia contra
los derechos fundamentales o el patrimonio que reúnen la entidad
suficiente como para excluir a un ciudadano de la posibilidad de
acceder a la carrera pública, son aquellos de naturaleza
particularmente grave. Tales ilícitos, a juicio de este Tribunal, solo
podrán ser aquellos que ostenten naturaleza delictiva y que se hallan
taxativamente descritos en la Ley Penal. Con lo cual se afirma que el
enunciado dispositivo `ni haber incurrido en actos de violencia que
atenten contra los derechos fundamentales de la persona y contra el
patrimonio' debe ser interpretado en el sentido de que se halla
referido a 'actos de violencia" que constituyan delitos contra los
`derechos fundamentales de la persona' o contra 'el patrimonio', y
que hayan sido materia de una sentencia condenatoria.
117. De otro lado, respecto a la última parte, relacionada con `(no]
haber impedido el normal funcionamiento de los servicios públicos'
este Tribunal advierte que la expresión 'normal funcionamiento' es
una formulación que, como en el caso anterior, debe ser interpretada
como consecuencia de la sanción de acciones de naturaleza delictiva
que afecten los servicios públicos; puesto que solo la condena por
ilícitos de tal gravedad permitiría excluir a un ciudadano de la
posibilidad de acceder a la carrera pública.
118. De lo expuesto se deriva que el enunciado dispositivo Ino]
haber impedido el normal funcionamiento de los servicios públicos,
debe ser interpretado en el sentido de que exista condena por ilícitos
penales que impliquen afectación a los servicios públicos y que
hayan sido materia de una sentencia condenatoria." (énfasis nuestro)

17. En consecuencia, en la STC N° 00021-2012-PITTC, 00008-2013-PUTC,


00009-2013-PI/TC, 00010-2013-PI/TC y 00013-2013-PI/TC (Caso Ley de
Reforma Magisterial 3) se declaró INFUNDADA la demanda de
inconstitucionalidad en el extremo que cuestionó el artículo 18.1.d de la Ley
N° 29944, Ley de Reforma Magisterial; pues se estableció una interpretación
de dicha disposición conforme con la Constitución.

6.2. STC N° 00001-2014-PI/TC (Caso DICAPI), emitida el 17 de enero de 2017


y publicada el 20 de marzo de 2017

18. La demanda de inconstitucionalidad fue interpuesta por el Colegio de


Abogados del Callao contra diversos artículos del Decreto Legislativo N°
1147 (publicado el 11 de diciembre de 2012), que regula el fortalecimiento
de las Fuerzas Armadas en las competencias de la Autoridad Marítima
Nacional — Dirección General de Capitanías y Guardacostas.

11
ÁREA DE DEFENSA DE LAS LEYES

CONGRESO "Decenio de la Igualdad de Oportunidades para mujeres y hombres"


"Año de la universalización de la salud"
REPÚBLICA

19. Con relación a la alegada inconstitucionalidad por la forma y por el fondo del
artículo 5°, inciso 11),8 del Decreto Legislativo N° 1147, el Tribunal
Constitucional resolvió:

"2. INTERPRETAR el artículo 5.11 del Decreto Legislativo 1147


conforme a los fundamentos 26 y 43 de la presente sentencia."

20. Respecto a esta decisión, en lo que se refiere a la alegada


inconstitucionalidad por la forma, en la parte considerativa de la sentencia el
Tribunal Constitucional señaló lo siguiente:

"25. Esa disposición puede interpretarse de tal manera que permita


a Dicapi otorgar autorizaciones para la prestación de servicios en
puertos que se encuentran bajo administración de las regiones. Ello
socavaría la competencia establecida a su favor por el artículo 56.d de
su Ley Orgánica, lo que resulta contrario al principio constitucional
de reserva de ley orgánica.
26. Sin embargo, esta no adolecerá de vicio de inconstitucionalidad
en la medida en que se interprete que Dicapi, en ningún caso, podrá
otorgar autorizaciones a los particulares para la prestación de
servicios en puertos marítimos, fluviales o lacustres bajo
administración regional.
27. Por tanto, corresponde desestimar la demanda en este extremo
debiendo interpretarse el artículo 5 del Decreto Legislativo 1147 conforme
al fundamento precedente." (énfasis nuestro)

21. Con relación a la alegada inconstitucionalidad por el fondo, en la parte


considerativa de la sentencia el Tribunal Constitucional señaló lo siguiente:

"40. Finalmente, el artículo 5.11 en cuestión faculta a Dicapi para


otorgar derechos de uso sobre el área acuática, en coordinación con otras
entidades públicas, y administrar el catastro de dichos derechos.
Ciertamente, ello podría contribuir al cumplimiento de los objetivos de
Dicapi, sin contravenir el artículo 165 de la Constitución.

8
El artículo 5°, inciso 11), del Decreto Legislativo N° 1147 establece lo siguiente:
"Artículo 5.- Funciones de la Autoridad Marítima Nacional
Las funciones que realiza la Autoridad Marítima Nacional dentro del ámbito de su
competencia se efectuarán con eficiencia y transparencia coadyuvando al desarrollo
competitivo de las actividades de transporte, comerciales, turísticas y de otros sectores
que se realizan en el medio acuático.
Son funciones de la Autoridad Marítima Nacional:
(. .)
Otorgar a las personas naturales o jurídicas derechos de uso de área acuática,
previa opinión favorable de la Superintendencia de Bienes Estatales, y en coordinación
con los sectores involucrados, a través de autorizaciones temporales hasta por treinta (30)
años, plazo que podrá ser renovado; efectuando la desafectación de dichas áreas por
razones de interés nacional determinadas por norma específica del sector competente;
asimismo, administrar el catastro único de dichas áreas acuáticas, sin perjuicio de las
competencias de otros sectores.
(--

12
Á 1

CONGRESO "Decenio de la Igualdad de Oportunidades para mujeres y hombres"


"Año de la universalización de la salud"
REPÚliLICA

41. No obstante ello, una interpretación extensiva de la disposición,


podría permitir a Dicapi pronunciarse sobre aspectos que vayan más allá
de lo que corresponde a las Fuerzas Armadas en un Estado constitucional
de derecho.
42. En efecto, es razonable que Dicapi garantice la seguridad, el
respeto por la vida humana y la protección del medio ambiente en el mar,
ríos y lagos navegables, dado el tenor del artículo 165 de la Constitución.
Sin embargo, nada justifica que las Fuerzas Armadas ejerzan poderes
indeterminados respecto a la concesión de derechos de uso a particulares
sobre espacios acuáticos.
43. Por tanto, dicha disposición será constitucional en la medida en
que se interprete que, al otorgar derechos de uso de área acuática a
particulares, Dícapi evaluará exclusivamente aspectos relativos a la
seguridad de la vida humana en el mar, ríos y lagos navegables, la
protección del medio ambiente acuático y la represión a actividades
ilícitas en el ámbito de su jurisdicción.
44. En consecuencia, dicha parte de la demanda debe ser desestimada
y debe interpretarse el artículo 5 del Decreto Legislativo 1147 conforme al
fundamento precedente. Asimismo, no corresponde declarar la
inconstitucionalidad por conexión de alguna norma en lo referido a este
extremo, pues, conforme al artículo 78 del Código Procesal Constitucional,
solo cabe hacerlo cuando se hace lo propio con una norma directamente
impugnada en la demanda."(énfasis nuestro)

22. De manera que, en la STC N° 00001-2014-PITTC (Caso DICAPI) se declaró


INFUNDADA la demanda de inconstitucionalidad en el extremo que
cuestionó el artículo 5°, inciso 11), del Decreto Legislativo N° 1147, que
regula el fortalecimiento de las Fuerzas Armadas en las competencias de la
Autoridad Marítima Nacional — Dirección General de Capitanías y
Guardacostas; debido a que se estableció una interpretación de dicha
disposición conforme con la Constitución.

6.3. STC N° 00001-2018-PI/TC (Caso modificación del artículo 37° del


Reglamento del Congreso sobre regulación de los grupos
parlamentarios), emitida el 10 de julio de 2018 y publicada el 16 de julio
de 2018

23. La demanda de inconstitucionalidad fue interpuesta por Congresistas contra


los artículos 1 y 2 de la Resolución Legislativa N° 003-2017-2018-CR
(publicada el 15 de setiembre de 2017), que modificó el artículo 37° del
Reglamento del Congreso para el fortalecimiento de los grupos
parlamentarios.

13
pl

AS LEYES

CON G 'SO "Decenio de la Igualdad de Oportunidades para mujeres y hombres"


"Año de la universalización de la salud'
REPUB

24. Con relación a la alegada inconstitucionalidad del artículo 1°9 de la


Resolución Legislativa N° 003-2017-2018-CR, el Tribunal Constitucional
resolvió:

"Declarar INFUNDADA la demanda de inconstitucionalidad respecto al


artículo 1 de la Resolución Legislativa 003-2017-2018-CR, siempre que el
artículo 37 del Reglamento del Congreso de la República se interprete
en el sentido de que no está prohibida la renuncia de los congresistas
de las agrupaciones políticas en el supuesto de disidencia por
razones de conciencia debidamente justificadas. De ello se desprende
que los parlamentarios que se encuentren en dicha situación podrán
conformar un nuevo Grupo Parlamentario, adherirse a uno ya existente o
recurrir a la fórmula de configurar un Grupo Parlamentario mixto." (énfasis
nuestro)

25. Sobre el particular, en la parte considerativa de la sentencia el Tribunal


Constitucional señaló lo siguiente:

"50. Al respecto, en este caso, y a diferencia de la regulación declarada


como inconstitucional por este Tribunal, la Resolución Legislativa 003-
2017-2018-CR indica que la prohibición de conformar un nuevo Grupo

9
El artículo 1° de la Resolución Legislativa N° 003-2017-2018-CR establece lo siguiente:
"Artículo 1. Modificación de los numerales 4 y 5 del artículo 37 del Reglamento del
Congreso de la República
Modifícanse los numerales 4 y 5 del artículo 37 del Reglamento del Congreso de la
República, conforme al siguiente texto:
Los Grupos Parlamentarios. Definición, Constitución y Registro
Artículo 37. Los Grupos Parlamentarios son conjuntos de Congresistas que
comparten ideas o intereses comunes o afines y se conforman de acuerdo a las
siguientes reglas:
(...)
4. Cada Grupo Parlamentario aprueba su reglamento interno, el que deberá respetar
las garantías del debido procedimiento y contener los derechos y deberes de sus
integrantes. Este reglamento es aprobado por mayoría del número legal de sus
miembros y obliga a todos ellos, al ser presentado ante el Consejo Directivo. El
Congresista que considere que ha sido expulsado de manera irregular de su Grupo
Parlamentario, podrá accionar en primera instancia ante la Junta de Portavoces y en
segunda y definitiva instancia ante el Consejo Directivo, agotando la instancia
parlamentaria. Si la sanción es revocada o anulada, podrá optar por regresar a su
Grupo Parlamentario, adherirse a otro, o pasar a integrar el Grupo Parlamentario
Mixto previsto en el numeral 6.
5. No pueden constituir nuevo Grupo Parlamentario ni adherirse a otro, los
Congresistas que renuncien, sean separados o hayan sido expulsados del Grupo
Parlamentario por el que fueron elegidos, salvo el caso de alianzas electorales
conforme a ley, que hayan decidido disolverse, en cuyo caso podrán conformar Grupo
Parlamentario conforme al numeral 1.
Dicha prohibición no resulta aplicable a los Congresistas que renuncien al
Grupo Parlamentario, por vulneración a las garantías del debido procedimiento
o a los derechos contenidos en el reglamento interno del Grupo Parlamentario,
pudiendo recurrir para tales efectos, en primera instancia ante el Grupo
Parlamentario y en segunda y definitiva instancia ante el Consejo Directivo.
(...)'."(énfasis nuestro)

14
AS LEYES

CONGRESO "Decenio de la Igualdad de Oportunidades para mujeres y hombres"


"Año de la universalización de la salud"
REPÚBLICA

Parlamentario o adherirse a uno ya existente no es de aplicación si es que


el congresista renuncia por vulneración del debido procedimiento o de los
derechos contenidos en el reglamento interno del grupo respectivo. El
Tribunal entiende que, a propósito de lo resuelto en la STC 00006-
2017-PI, es inconstitucional que se impida a un congresista renunciar
por motivos de conciencia a las agrupaciones políticas, situación que
debería regularse en los reglamentos de los grupos parlamentarios o
partidos políticos. Y esto, según se precisó, faculta a los congresistas a
conformar nuevos grupos parlamentarios o adherirse a los ya existentes.
51. En efecto, la renuncia por razones de conciencia no es más que
una manifestación de la libertad de conciencia del congresista, derecho
que no ve alterado su contenido constitucional por el hecho de asumir un
cargo público de elección popular, lo cual se presenta, con mucho mayor
razón, cuando el viraje ideológico se realiza por la agrupación misma. De
ello se deduce que la falta de inclusión de este supuesto en los diversos
reglamentos de los grupos parlamentarios no puede interpretarse en el
sentido de excluir el ejercicio de algún derecho fundamental, lo cual se
desprende de la fuerza normativa de la Constitución.
52. En consecuencia, el Tribunal advierte que es posible mantener
vigentes los artículos 1 y 2 de la Resolución Legislativa 003-2017-
2018-CR, siempre y cuando se interprete que se encuentra reconocida
la posibilidad de apartarse de la agrupación política respectiva en
ejercicio del derecho a la libertad de conciencia" (énfasis nuestro)

26. En tal sentido, en la STC N° 00001-2018-PI/TC (Caso modificación del


artículo 37° del Reglamento del Congreso sobre regulación de los grupos
parlamentarios) se declaró INFUNDADA la demanda de inconstitucionalidad
en el extremo que cuestionó el artículo 1° de la Resolución Legislativa N°
003-2017-2018-CR, que modificó el artículo 37° del Reglamento del
Congreso para el fortalecimiento de los grupos parlamentarios; porque se
estableció una interpretación de dicha disposición conforme con la
Constitución.

6.4. STC N° 00020-2015-PI/TC (Caso Potestad Sancionadora de la CGR),


emitida el 25 de abril de 2018 y publicada el 23 de abril de 2019

27. La demanda de inconstitucionalidad fue interpuesta por el Colegio de


Abogados de Arequipa contra diversas disposiciones de la Ley N° 29622
(publicada el 7 de diciembre de 2010), Ley que modifica la Ley N° 27785,
Ley Orgánica del Sistema Nacional de Control y de la Contraloría General de
la República, y amplía las facultades en el proceso para sancionar en
materia de responsabilidad administrativa funcional.

15
ÁREA DE DEF

CONGRESO "Decenio de la Igualdad de Oportunidades para mujeres y hombres"


"Año de la universalización de la salud"
REPÚBLICA

28. Entre las disposiciones impugnadas se encuentra el artículo 47.1, literal a),
de la Ley N° 27785, incorporado por el artículo 1° de la Ley N° 2962210.
Sobre la alegada inconstitucionalidad de la referida disposición por vulnerar
el derecho fundamental de acceso a la función pública, el Tribunal
Constitucional resolvió:

"2. INTERPRETAR el artículo 47.1, literal a, de la Ley 27785,


incorporado por el artículo 1 de la Ley 29622, en el sentido que 'las
sanciones de inhabilitación impuestas por la Contraloría General de la
República no restringen los derechos políticos de aquellos que son
objeto de inhabilitación; esto es, el conjunto de derechos reconocidos en
el Capítulo III del Título I de la Constitución'." (énfasis nuestro)

29. Respecto a esta decisión, en la parte considerativa de la sentencia el


Tribunal Constitucional señaló lo siguiente:

"68. En aplicación de dicho criterio, podría producirse una


vulneración al derecho fundamental de acceso a la función pública si,
a través de una sanción administrativa de inhabilitación, se
restringiera el ejercicio de los derechos políticos de una persona. A
criterio de este Tribunal Constitucional, ello también podría incidir sobre
el derecho fundamental a elegir y ser elegido reconocido en el artículo
31 de la Constitución:
Los ciudadanos tienen derecho a participar en los asuntos públicos
mediante referéndum; iniciativa legislativa; remoción y revocación de
autoridades y demanda de rendición de cuentas. Tienen también el
derecho de ser elegidos y elegir libremente a sus representantes, de
acuerdo con las condiciones y procedimientos determinados por ley
orgánica.
69. Interpretando dichos derechos conforme a la Convención
Americana de Derechos Humanos, este Tribunal Constitucional estima
incompatible con la Constitución que, a través de una sanción
administrativa de inhabilitación, se restrinjan los derechos políticos
de una persona; particularmente, el derecho a optar por acceder a la
función pública participando en procesos de elección popular de
autoridades.
70. El artículo 47.1, literal a, de la LOCGR —impugnado en este extremo
de la demanda— establece que la CGR puede imponer sanciones de
inhabilitación de entre 1 y 5 años para sancionar infracciones graves y muy

10
El artículo 1° de la Ley N° 29622 incorporó el Subcapítulo II (Proceso para sancionar en materia
de responsabilidad administrativa funcional) en el Capítulo VII (Potestad sancionadora de la
Contraloría General) del Título III (Contraloría General de la República) de la Ley N° 27785.
Entre las disposiciones del referido subcapítulo se encuentra el artículo 47.1, literal a), en el
cual se establecía:
"Artículo 47.- Tipos de sanciones
1. Las infracciones de responsabilidad administrativa funcional que fueron referidas en el
artículo 46 dan lugar a la imposición de cualquiera de las siguientes sanciones:
a) Inhabilitación para el ejercicio de la función pública de uno (1) a cinco (5) años.
(-- 9"

16
coNGR SO Decenio de la Igualdad de Oportunidades para mujeres y hombres"
"Año de la universalización de la salud"
REtniáLICA

graves por responsabilidad administrativa funcional. Sin embargo, no


precisa las consecuencias concretas de la sanción de inhabilitación las
cuales se desarrollan, únicamente, en el artículo 14.2 del reglamento de la
Ley 29622 aprobado mediante Decreto Supremo 023-2011-PCM.
71. En consecuencia, este Tribunal Constitucional considera que
el artículo 47.1, literal a, de la LOCGR es constitucional únicamente en
la medida que se interprete que las sanciones de inhabilitación
impuestas por la CGR no restringen los derechos políticos de
aquellos que son objeto de inhabilitación; esto es, el conjunto de
derechos reconocidos en el Capítulo III del Título I de la Constitución."
(énfasis nuestro)

30. Por consiguiente, en la STC N° 00020-2015-PI/TC (Caso Potestad


Sancionadora de la CGR) se declaró INFUNDADA la demanda de
inconstitucionalidad en el extremo que cuestionó el artículo 47.1, literal a), de
la Ley N° 27785, incorporado por el artículo 1° de la Ley N° 29622, ya que se
estableció una interpretación de dicha disposición conforme con la
Constitución.

6.5. STC N° 00028-2018-H1TC (Caso del Régimen Municipal de Circulación


de Motocicletas), emitida el 19 de mayo de 2020 y publicada el 30 de
julio de 2020

31. La demanda de inconstitucionalidad fue interpuesta por el Presidente de la


República contra la Ordenanza Municipal N° 467-MPL (publicada el 25 de
mayo de 2016), emitida por la Municipalidad Distrital de Pueblo Libre, que
introduce el Régimen Municipal de Circulación de motocicletas lineales o
similares en el distrito de Pueblo Libre.

32. Con relación a la alegada inconstitucionalidad del artículo décimo cuarto11 de


la Ordenanza Municipal N° 467-MPL, el Tribunal Constitucional resolvió:

"Declarar INFUNDADA la demanda en el extremo referido al artículo


decimocuarto de la Ordenanza Municipal 467-MPL, siempre y cuando se
interprete que la implementación de inspectores municipales para la
verificación de placas vehiculares tendrá como único propósito dar
cuenta a la PNP para que sea esta autoridad la que tome las acciones
pertinentes."(énfasis nuestro)

11 El artículo décimo cuarto de la Ordenanza Municipal N° 467-MPL establece lo siguiente:


"Artículo Décimo Cuarto.- La Municipalidad de Pueblo Libre implementará un equipo de
inspectores que se encargarán de la verificación de las placas vehiculares, tanto de
vehículos automotores de dos o cuatro ruedas, con el fin de determinar si las referidas
placas son "donadas", a fin de dar cuenta a la Policía Nacional del Perú para realizar las
acciones correspondientes.
Entiéndase por "placa donada" a aquella Placa Única Nacional de Rodaje adulterada,
copiada o que no coincida con las descripciones consignadas en el Registro de Propiedad
Vehicular de la Superintendencia Nacional de Registros Públicos — SUNARP."

17
CONGRESO "Decenio de la igualdad de Oportunidades para mujeres y hombres"
"Año de la universalización de la salud"
REPÚBLICA

33. Respecto a esta decisión, en la parte considerativa de la sentencia el


Tribunal Constitucional señaló lo siguiente:

"79. En tal sentido, este Tribunal considera que la implementación de un


equipo de inspectores cuya función sea la de verificar las placas
vehiculares a efectos de dar cuenta a la PNP para que sea esta la que
tome las acciones pertinentes no afecta en lo absoluto las competencias
del Poder Ejecutivo, por el contrario, contribuye a realizar de forma más
eficiente sus funciones.
80. Por lo anteriormente expuesto, este colegiado no comparte lo
alegado por el Poder Ejecutivo, en cuanto sostiene que la MPL estaría
afectando las competencias de la PNP a través del artículo décimo cuarto
de la ordenanza impugnada, por consiguiente, la demanda debe ser
declarada infundada en este extremo.
81. Sin perjuicio de lo dicho, este Tribunal considera indispensable
destacar que el artículo 14 de la Ordenanza 467-MPL no resulta
contrario a la Constitución mientras se interprete que la
implementación de inspectores municipales para la verificación de
placas vehiculares tendrá como único propósito dar cuenta a la PNP
para que sea esta autoridad la que tome las acciones pertinentes."
(énfasis nuestro)

34. En consecuencia, en la STC N° 00028-2018-PI/TC (Caso del Régimen


Municipal de Circulación de Motocicletas) se declaró INFUNDADA la
demanda de inconstitucionalidad en el extremo que cuestionó el artículo
décimo cuarto de la Ordenanza Municipal N° 467-MPL, que introduce el
Régimen Municipal de Circulación de motocicletas lineales o similares en el
distrito de Pueblo Libre; pues se estableció una interpretación de dicha
disposición conforme con la Constitución.

6.6. STC N° 00022-2015-PI/TC (Caso del Régimen Especial de Seguridad


Social para los pensionistas pesqueros), emitida el 11 de junio de 2019
y publicada el 30 de julio de 2020

35. La demanda de inconstitucionalidad fue interpuesta por ciudadanos contra


los artículos 2°, literal c), 6° y 18° de la Ley N° 30003 (publicada el 22 de
marzo de 2013), Ley que regula el Régimen Especial de Seguridad Social
para los Trabajadores y Pensionistas Pesqueros.

36. Con relación a la alegada inconstitucionalidad del artículo 6°12 de la Ley N°


30003 por vulnerar el derecho de acceder al órgano jurisdiccional, el Tribunal
Constitucional resolvió:

12 El artículo 6° de la Ley N° 30003 establece lo siguiente:


"Artículo 6. Padrón de beneficiarios

18
CONGRESO "Decenio de la Igualdad de Oportunidades para mujeres y hombres"
"Año de la universalización de la salud"
REPÚBLICA

"1. Declarar INFUNDADA la demanda de inconstitucionalidad contra el


artículo 6 de la Ley 30003 debiendo interpretárselo en el sentido de que
la prohibición de revisar los listados no supone la improcedencia de
las demandas correspondientes cuando se alegue la vulneración del
derecho de acceso a la pensión." (énfasis nuestro)

37. Sobre esta decisión, en la parte considerativa de la sentencia el Tribunal


Constitucional señaló lo siguiente:

"57. En la presente controversia, la prohibición de revisión no debe


interpretarse como límite para el control judicial de las listas. Por lo
tanto, este Tribunal determina que la referida no resulta per se
inconstitucional, en tanto no excluya a todos aquellos sujetos que
tengan derecho de recibir la pensión de la Ley 30003.
58. Asimismo, es preciso señalar que la condición de
irrevisabilidad de los listados (que pueden ser impugnados dentro de los
tres días de ser publicados en el portal institucional de la CBSSP según
establece el reglamento citado supra), no enerva el control judicial que
pueda realizarse de estos, toda vez que la Constitución irradia su
fuerza normativa en todo el ordenamiento jurídico y no existe zona
exenta de control constitucional.
59. Por lo tanto, este Tribunal entiende que la disposición del
artículo 6 impugnado no debe interpretarse en el sentido de prohibir a
los administrados el derecho de acceso al órgano jurisdiccional
cuando se alegue la vulneración de su derecho a la pensión.
60. En todo caso, los ciudadanos que cumplan con los requisitos para
ser beneficiarios de la pensión que otorga la Ley 30003 tienen expeditas
las vías correspondientes para requerir la tutela derechos si es que se
vieron arbitrariamente privados de su pensión.
61. Este Tribunal concluye que la disposición impugnada no
resulta inconstitucional en tanto se la interprete en el sentido de que
la irrevisabilidad establecida no supone la improcedencia de las
demandas correspondientes cuando se alegue la vulneración del
derecho de acceso a la pensión." (énfasis nuestro)

38. De manera tal que, en la STC N° 00022-2015-PUTC (Caso del Régimen


Especial de Seguridad Social para los pensionistas pesqueros) se declaró

La CBSSP, declarada en disolución y liquidación, publica progresivamente en el diario


oficial El Peruano los listados de sus pensionistas y trabajadores pesqueros
comprendidos en la declaración de disolución y liquidación de la referida Caja,
conteniendo la relación de personas hábiles que pueden acogerse libremente a los
beneficios contemplados en esta norma, según los criterios establecidos en el artículo 7.
Dichos listados también se publican en el portal de la CBSSP y de la Superintendencia de
Banca, Seguros y Administradoras Privadas de Fondos de Pensiones (SBS).
Las referidas listas tienen carácter declarativo, pero son irrevisables, al igual que la
demás información remitida por la CBSSP declarada en disolución y relacionada con los
beneficiarios de la presente Ley. Solo las personas incluidas en dichas listas, así como los
trabajadores pesqueros inscritos en los registros señalados en el artículo 5, pueden
acceder a los beneficios de esta Ley."(énfasis nuestro)

19
ÁREA DE DEFENSA DE LAS LEYES

CONGRESO "Decenio de la Igualdad de Oportunidades para mujeres y hombres"


"Ario de la universalización de la salud"
REPÚBLICA

INFUNDADA la demanda de inconstitucionalidad en el extremo que


cuestionó el artículo 6° de la Ley N° 30003, Ley que regula el Régimen
Especial de Seguridad Social para los Trabajadores y Pensionistas
Pesqueros; debido a que se estableció una interpretación de dicha
disposición conforme con la Constitución.

6.7. Sobre la aplicación del principio de conservación de la ley en el


presente caso

39. Como lo hemos podido verificar anteriormente, sobre la base del principio de
conservación de la ley, en diversos procesos de inconstitucionalidad el
Tribunal Constitucional ha declarado INFUNDADA la demanda contra
aquellas disposiciones con rango de ley, que tenían un sentido interpretativo
conforme con la Constitución.

40. En tal sentido, de conformidad con el principio de conservación de la ley y el


indubio pro legislatore democrático, en el presente proceso de
inconstitucionalidad se debería declarar INFUNDADA la demanda, si se
verifica que las disposiciones impugnadas de la Ley N° 30796 tienen por lo
menos una interpretación que sea conforme con la Constitución.

POR TANTO:

Pido a usted, señora Presidenta del Tribunal Constitucional, admitir la presente


contestación y resolver declarando INFUNDADA la demanda de
inconstitucionalidad interpuesta, teniendo en consideración los fundamentos antes
expuestos.

PRIMER OTROSÍ DIGO: Adjunto copia de mi Documento Nacional de Identidad.

SEGUNDO OTROSÍ DIGO: Adjunto copia autenticada del Acuerdo de Mesa


Directiva N° 039-2020-2021/MESA-CR, por el que se me designa como
apoderado en los procesos de inconstitucionalidad en los que el Congreso de la
República sea demandado.

Lima, 8 de setiembre de 2020

ERMO L OS CISNEROS
Apoderado del Congreso de la República
Reg. CAL N° 40142

20