Está en la página 1de 11

UNIVERSIDAD NACIONAL DE PIURA

FACULTAD DE INGENIERIA INDUSTRIAL

ESCUELA PROFESIONAL DE INGENIERIA AGROINDUSTRIAL E INDUSTRIAS

ALIMENTARIAS

“EL ESTADO Y LA NACION”

AUTORES:

CASTILLO MEDINA EVELYN NOELIA


JARAMILLO CARMEN HANS MARLON
NIMA GUTIERREZ FREDY
SANCHEZ ALBINES GESVI EDITH
ZETA NUÑEZ FABIOLA DENISSE

ASIGNATURA:

DEFENSA NACIONAL

DOCENTE:

MGTR. EDWIN TOMAS MICHUE YAMO

PIURA – PERÚ

2020
INTRODUCCIÒN
(B. Benjamin Axzin, 1968 cap:2). Los dos fenómenos del estado y la nación no se
encuentran siempre como fuerzas armónicas y complementarias; muy a menudo constituyen
fuerzas en competencia.
(Lesly LLatas Ramírez,2014). El Estado es una sociedad política autónoma y organizada
cuya función es estructurar la convivencia de las personas que integran la sociedad y satisfacer
las necesidades afines con la supervivencia y el progreso común, bienestar general o bien común.
El Estado no solo constituye una dimensión política sino una fuerza social que determina la
existencia de relaciones coexistencia les jerárquicas entre gobernantes y gobernados.
(Cfr. Rodinson, 1977:140). El concepto de Nación es controvertido y polémico. La discusión
y el desacuerdo han girado en torno de dicho vocablo. Incluso, el autor germano H. L.
Koppelman llegó a sostener que los conceptos de Nación y de nacionalismo eran enfermedades
del lenguaje y que, por tanto, no merecían ser estudiados.
El presente informe se refiere al tema de estado y nación informándonos sobre lo que este
conlleva el poseen la autoridad y potestad para establecer normas que regulen una sociedad,
teniendo una soberanía interna y externa sobre un territorio ya establecido, también analizaremos
como es que estos se encuentran estructurados y su evolución en el transcurrir del tiempo, los
cambios que han sufrido, cuáles son sus orígenes, sus elementos y tipos.
El informe se realizó con el interés de conocer los inicios del estado y nación, en que fueron
basados dichos cambios, profundizando la investigación se nos presentaron intereses académicos
comprendiendo de esta manera que el estado es toda comunidad humana establecida sobre un
territorio y con capacidad para desarrollar sus funciones políticas y económicas, mediante la
generación y organización de relaciones simultáneas de poder y de solidaridad que
institucionaliza en su interior y proyecta hacia el exterior; por otro lado la nación viene siendo
utilizado como un sinónimo de estado a partir del siglo XIX siendo un conjunto de personas de
un mismo origen étnico que tienen vínculos históricos, tradicionales y culturales.
De esta forma con el desenvolvimiento del trabajo encargado se dará la determinada respuesta de
cada una.
1. EL ESTADO

1.1. CONCEPTO
Poulantzas con base en los análisis realizados por los internacionalistas, el estado sigue dos
tendencias diferentes: corriente formalista y corriente materialista. Pero de acuerdo a Verdross,
es una comunidad humana perfecta que se gobierna así mismo y Jellinek considera que el propio
derecho internacional público es un conjunto de normas reguladoras de las relaciones
interestatales.
Afortunadamente existieron voces que no se callaron como la de Carrillo Salcedo, dio a conocer
que todo grupo social se diferencia de los demás grupos y adquiere clara conciencia de sí mismo
por su contacto con el exterior, siendo apoyado por otros iusinternacionalistas, según Marx, el
estado constituye la expresión política, acorde con los intereses de la clase dominante.
Un estado viene definido y condicionado en s estructura y en actuación internacional, de hecho,
existen distintas doctrinas entorno al estado.
El estado tomado como unidad política expresa y traduce la voluntad de una colectividad de
organizarse y operar en el marco internacional de forma independiente y soberana, es decir, sin
hallarse sometida a poderes diferentes o superiores de la propia colectividad estatal, se erige
como suprema fórmula de organización de una colectividad, resulta necesario que asuma
también la regulación, control y ejecución de ciertas actuaciones económicas.
Tiene consigo dos atributos importantes que son la externalización y la institucionalización de la
autoridad para poder responder frente a situaciones fortuitas, siendo omniinclusivo teniendo la
capacidad de tomar decisiones y comportamientos que presente la sociedad.
Además, este coopera a la satisfacción de necesidades básicas de sus residentes siendo esto una
relación política-económica de su comunidad con un terreno ya establecido basado en la
conjugación del poder y la solidaridad.
Es una organización política siendo producto de la sociedad, este no puede llegar a borrar las
diferencias político-económicas y las desigualdades que subyacen en el seno de todo pueblo,
siendo una sociedad política autónoma y organizada tiene como función estructurar la
convivencia y satisfacer a las personas que integran la sociedad.
El estado implica una relación social y un conjunto de organismos políticos que articulan un
sistema de dominación política-jurídica, su formación va a demandar de tiempo para adquirir
complejidad de atributos, siendo en el hombre un fenómeno remoto y persistente. Platón hacía
referencia a que el estado se equiparaba a una forma de vida en la cual nace, crece, reproduce y
muere.
Esta organización política conlleva a tener un poder y no solo consiste en la distinción de
gobernantes y gobernados, sino en el poder que otorgan los gobernados es decir están basados en
sus necesidades, siendo este poder independiente y supremo.
1.2. ORIGEN O EVOLUCIÒN HISTÒRICA
Las raíces de la configuración del Estado como centro de poder y dominación hay que buscarlas
tanto en la naturaleza psíquica del hombre como en su componente de sociabilidad que favorecen
la desigualdad como base para la dominación.
La existencia del Estado proviene de un proceso formativo a través del cual este va adquiriendo
un complejo de atributos que, en cada momento histórico, presenta distinto nivel desarrollo. La
naturaleza del Estado se deriva de la sociabilidad humana, es decir, implica una relación social y
la creación de un poder o sistema de dominación.
La ausencia de la noción de soberanía era lo que había hecho perdurar las viejas estructuras
medievales en Oriente. En Occidente, especialmente en Francia, la idea de monarquía, al estar
sólidamente unida a la noción de soberanía, requirió casi de inmediato la subordinación, la
reducción de derechos y privilegios y el sometimiento de la Iglesia. El Estado es producto de una
concepción abstracta y la abstracción permite consolidar el cuerpo político de forma
independiente y no ligada al concepto de sociedad.
Los pueblos, en oposición a las naciones, han existido tanto en la Antigüedad como en la Edad
Media y en la llamada Edad Moderna, y verdaderamente el pueblo, en su sentido originario, tal
como ese concepto se viene empleando hoy en los Estados románicos al hablar éstos de popólo o
de peuple, o tal como el mismo concepto viene siendo también originariamente familiar en los
Estados anglosajones cuando emplean la expresión people, presupone siempre la presencia real
de un número de personas que ha de ser en algún modo imaginable sensiblemente, ya sea de
modo visual, retórico, acústico o corporal.
1.3. ELEMENTOS DEL ESTADO
Tales elementos podemos agruparlos en dos categorías:
1.3.1. ELEMENTOS MATERIALES O SOCIOLÓGICOS
1.3.1.1. Una población:
Un Estado debe contar con una población elevada de una gran potencia o de superpotencia, tan
importante como la cantidad demográfica es la calidad de la población, es decir, el grado de
desarrollo cultural y científico, la cualificación técnica y la capacidad productiva de esa
población. Junto a las características cuantitativas y cualitativas de la población estatal, conviene
conocer claramente su distribución territorial, así como sus características psicosociales, pues
todo ello contribuye a formar el perfil demográfico y sociológico.
Los movimientos de migración o inmigración de mano de obra de unos países a otros, enciende
muy directamente de las relaciones básicas de un estado, especialmente en las relaciones
económicas, sociales y políticos-diplomáticos.

1.3.1.2. Un territorio definido:


Definido gracias a una delimitación fronteriza respecto de los estados vecinos, no puede
contemplarse como una realidad espacial estática. En efecto, el ámbito geográfico puede
cambiar, ampliándose o reduciéndose, en el transcurso de los siglos. A su vez, dividir en tres
subespacios con características, regulación y efectos diversos:
1.3.1.2.1. El espacio terrestre:
El Estado ejerce su soberanía y competencias sobre todo el territorio y no sólo sobre la superficie
terrestre sino también sobre el subsuelo. Puede verse dificultadas por la existencia de zonas
terrestres pertenecientes a estados distintos.

Esta es la situación de los denominados enclaves o exclaves que son zonas geográficas que
perteneciendo a un Estado se hallan situadas en el territorio de otro Estado diferente. Más
problemática resulta la situación de aquellos estados divididos territorialmente por la
interposición de un territorio estatal diferente, como por ejemplo, el caso de Pakistán.

1.3.1.2.2. El espacio aéreo:

La Convención de París de 1919 establecía en su artículo 1. ° La soberanía «completa y


exclusiva» de todo Estado sobre su espacio aéreo atmosférico. Este principio ha permanecido
incólume en las décadas posteriores, concediendo a los estados total facultad de control de sus
respectivos espacios aéreos.

1.3.1.2.3. El espacio marítimo:

Nos permiten sintetizar el espacio marítimo de los estados en cuatro zonas o ámbitos espaciales
distintos:

1° El mar territorial: Está integrado por las aguas y el espacio comprendido en las 12 millas
marinas contadas a partir de las líneas de base de la costa.

2° La zona contigua: Prolonga hasta 24 millas marinas las competencias y soberanía del Estado
ribereño de forma cualificada para ciertos fines, como, por ejemplo, persecución y represión del
contrabando, derecho de inspección fiscal y aduanera, etc.

3° La plataforma continental: A la que ya nos hemos referido con anterioridad.

4° La zona económica exclusiva: Formada por un espacio marítimo de 200 millas marinas, el
Estado ribereño goza de un derecho de explotación económica de sus recursos vivos o no.

1.3.1.3. La organización político-económica:

Por lo general, los autores hacen referencia exclusiva a la organización política representada por
el gobierna del Estado, pero aun cuando esta fórmula de identificación entre Gobierno y Estado
es cuestionable, lo verdaderamente significativo es el hecho de que tales autores olvidan el
alcance que las relaciones económicas y su institucionalización en ciertos órganos posee para la
comprensión del Estado y de su actividad internacional.

1.3.2. ELEMENTOS FORMALES O JURÍDICOS


1.3.2.1. La soberanía estatal:

Podemos definirlo con GONIDEC como la exclusividad, autonomía y plenitud de la


competencia del Estado. La exclusividad de la competencia significa que aquellas autoridades y
órganos facultados por el ordenamiento jurídico-político como representativos del Estado gozan
de la cualificación para ejercer las competencias habitualmente reconocidas a todo Estado, tanto
por el ordenamiento interno como internacional. La autonomía de la competencia viene a
representar la absoluta y total libertad de decisión atribuida a los órganos estatales. Por último, la
plenitud de la competencia supone el explícito reconocimiento de que ningún tema, cuestión o
campo de actuación permanece excluido de la acción o intervención estatal.
1.3.2.2. El reconocimiento como sujeto internacional:
Para que un Estado pueda gozar plenamente de su soberanía en el plano internacional y, por
tanto, para que pueda ejercer plenamente su cualidad de sujeto de derechos y obligaciones
internacionales debe lograr el reconocimiento de los demás estados que integran la sociedad
internacional. El reconocimiento, pues, es el acto o actos en virtud del cual los estados existentes
en la sociedad internacional, en un momento histórico determinado, admiten la existencia de un
nuevo Estado y establecen vínculos jurídicos internacionales con él.
1.4. TIPOS DE ESTADO
Según Burdeau, en la clasificación de los Estados cabe dos puntos de vista: el político, que
comprende el sistema de creencias y la presencia de instituciones políticas afines, por ejemplo, el
estado liberal, socialista, autoritario, fascista; y el jurídico, que comprende la estructura interna
del poder estatal, es decir, la relación existente entre el poder y el territorio.

La forma de Estado se determina por la posición que ocupan y las relaciones que guardan entre
sí, el gobierno, el pueblo y el territorio. Posee la titularidad abstracta y permanente del ejercicio
del poder político cuyo fin consiste en la realización del bien común a favor de sus miembros. Se
puede aludir entonces como formas de Estado, por ejemplo, el democrático, autoritario,
monárquico, republicano, unitario, federal, descentralizado, centralizado, entre otros.
Las formas de gobiernos se clasifican en dos: a) tradicional o clásica: monarquía, aristocracia,
república o democracia y b) moderna occidental: parlamentarismo, presidencialismo y semi-
presidencialismo.

El problema de la clasificación de las formas de gobierno encuentra su aplicación en los diversos


Estados, pues es difícil identificar una misma forma de gobierno en países en que operan
diferentes Estado.

Veamos un cuadro comparativo sobre los tipos de Estado en función a las ideologías
preeminentes en los siglos XVIII, XIX y XX:
1.4.1. ESTADO DE DERECHO
La expresión Estado de Derecho, en su acepción técnica, pretende dar ciertos mecanismos o
condiciones jurídicas como soportes para el funcionamiento del Estado. Hans Kelsen sostenía
que el Estado de Derecho es un cierto tipo de Estado que responde a las exigencias de la
democracia y de la certeza del Derecho.

1.4.2. ESTADO LIBERAL DE DERECHO

El Estado liberal de Derecho se caracteriza por ser un Estado gendarme, es decir, se preocupa por
expandir su política externa reduciendo, de esta manera, su función al de la simple vigilancia no
intervencionista. Se opone, por ello, de manera radical a cualquier intervencionismo o dirigismo
en materia económica o social.

Entre sus características podemos destacar el predominio de los derechos civiles y políticos, el
derecho absoluto a la propiedad privada, la libertad del mercado por medio de la oferta y la
demanda y el predominio del sector privado en materia económica.

1.4.3. ESTADO SOCIAL DE DERECHO

Surge como reacción al Estado liberal de Derecho, pues este no fue capaz de procurar una mayor
eficacia para el ejercicio de los derechos constitucionales; por el contrario, su ejercicio trajo
consigo arbitrariedad y desigualdades sociales. La consecuencia de esta desigualdad fue la de
una demanda de protección respecto de los derechos de corte social.

1.4.4. ESTADO DEMOCRATICO Y CONSTITUCIONAL DE DERCHO

Se destaca como el gobierno de las mayorías con respeto de las minorías. Asimismo, se
considera el pluralismo ideológico y político expresado en la diversidad cultural, en la
multiplicidad de partidos y en la pluralidad de instituciones. Mantiene la idea del sufragio como
fundamento del poder. Del mismo modo, establece como principio la resolución pacífica de los
conflictos mediante la persuasión.

1.4.5. ESTADO SOCIAL Y DEMOCRATICO DE DERECHO

Esta alternativa de Estado surge de la Constitución de España de 1798 cuando esta se constituye
como Estado social y democrático de derecho. En un Estado de estas características no se obvian
los principios básicos de un Estado de derecho como la libertad, seguridad, propiedad privada e
igualdad ante la ley. Propugna que no existe asilamiento entre el individuo y la sociedad, sino
que se trata de dos elementos que interactúan constantemente.
La economía social de mercado es una condición importante en este contexto. De esta manera,
debe ser ejercida con responsabilidad social y según valores constitucionales de la libertad y la
justicia.

2. LA NACIÒN

2.1. CONCEPTO
La palabra nación (= nasci) significó originariamente un grupo de gente nacida en el mismo
lugar. En autores clásicos castellanos no es difícil hallar, con mucha frecuencia, pasajes en que el
término es usado en su primitivo sentido. Se habla de «ciego de nación» {= de nacimiento) o de
«nación toledana. El lenguaje coloquial hispanoamericano todavía hace uso de la palabra con
análogo sentido.

Elías de Tejada recuerda que fue en Cataluña donde «por primera vez la palabra "nación" se
utiliza en sentido moderno de cuerpo político separado y no de simple unidad de ascendencia
etnográfica. Elías de Tejada no parece tener en cuenta que los valencianos y mallorquines se
proclamaban «catalans de nación», pese a pertenecer a distintos reinos, «a cuerpos políticos
separados»

El concepto de nación (a menudo empleado como sinónimo de Estado) se utiliza, siguiendo, a


mediados del siglo xix, la línea trazada por P. S. Mancini, no ya para indicar un verdadero ente
jurídico, sino para designar un particular fenómeno étnico-histórico-psicológico, dirigido a
configurar un conjunto de hombres vinculados por lazos. Comunes de raza, historia, lengua,
cultura y conciencia nacional (elemento psicológico, este último, al que parece oportuno dar
actualmente particular preeminencia).

El concepto de nación —escribía Max Weber— «pertenece a la esfera de los valores... En la


medida en que realmente existe un objeto común tras el término obviamente ambiguo de"
nación", éste aparentemente corresponde al campo de la política. Podríamos definir
perfectamente el concepto de "nación" —resume Weber— del modo siguiente: una nación es una
comunidad de sentimiento que se manifiesta de modo adecuado en un Estado propio; en
consecuencia, una nación es una comunidad que normalmente tiende a producir un Estado
propio»

2.2. ORIGEN O EVOLUCIÓN HISTÓRICA

Nación, términos que requieren una clarificación semántica, es decir, una interpretación
fundamentalmente histórica, pues el investigador se halla ante la realidad de que no solo quedan
referidos a cosas distintas, según los contextos en que se desenvuelven, sino que por la misma
razón. Sus límites conceptuales aparecen incluso borrosos. En su conocido estudio nacionalismo
Minogue advierte que este fenómeno suele ser confundido con otro anterior el patriotismo. Las
tesis objetivistas han enfrentado la idea de la comunidad natural al voluntarismo subjetivista,
para que tal comunidad no es lo fundamental en la nación.
Es derivado de una raíz latina que alude al origen. Todos los que tenían un lugar de procedencia
común constituían una nación. En esta acepción se vino utilizando en las universidades
medievales. En términos militares, también se llamaba nación a los grupos formados por razón
de una misma procedencia, es decir, se llama nación al grupo formado por individuos nacidos en
el mismo lugar.
Nación, dice Covarrubias en su diccionario castellano, vale reino o provincia extendida, como la
nación española. Siglos XVII y XVIII. Los escritores selectos ya escriben en lengua romance. A
raíz de la diferencia de lenguas se advierten diferencias entre los pueblos, en Europa se analizan
los caracteres nacionales como los que diferencian a un pueblo de otros. No obstante madame
Stael llega a dar el término nación, el sentido actual. En España a fines del siglo XVI y durante el
siglo XVII, se admiten y estudian las diferencias entre naciones por varios autores como Gines
de Sepúlveda, Gracián , Saavedra ,etc. Pero estas diferencias no tienen valor político como queda
demostrado, ya en pleno siglo XVIII, con los discursos del padre Feijoo. El vínculo que a través
de esa época soporta la unidad social del orden político y que esta contribuyendo a fijar esos
caracteres de la unidad nacional.

2.3. ELEMENTOS DE LA NACIÓN

como dice Duverger, los elementos que caracterizan la comunidad nacional son diversos.
Algunos distinguen, como hemos apuntado
ELEMENTOS MATERIALES como la comunidad de raza, lengua, de religión de territorio, etc.
ELEMENTOS ESPIRITUALES entre que los fundamentalmente destaca la voluntad de vivir en
común. Esta distinción según el autor citado no parece fundada. Lo esencial afirma en los
elementos llamados materiales es la idea de que ellos se hacen los miembros de la comunidad
nacional.
Las interpretaciones racistas han desempeñado por ejemplo un papel relevante en el
nacionalismo alemán. El hecho es que estas interpretaciones resultan científicamente falsas. El
mito de la raza aria no puede ser planteado seriamente, pero es, en tanto que mito, importante
políticamente.
2.4 TIPOS DE NACIÓN

NACCIONES ESTATALES son aquellas en que el pueblo, desplegándose en nación


encontró a la vez, su forma política de desarrollarse y organizar un estado.

NACIONES CULTURALES son aquellas, como diría Meinecke, que posee una cultura
común sentida como tal que estribar en la posición de una cultura en algún modo en común.
CONCLUSIONES

1. El estado siempre a sido como un centro de poder y dominación.


2. La naturaleza del estado se deriva de la sociedad humana.
3. El estado debe contar con la población elevada de una gran potencia, muy importante
para así formar un perfil demográfico y sociológico.
4. El estado generalmente se define como “sociedad civil jurídica y potencialmente
organizada”.
5. El estado es de vital importancia y necesarios conocimientos, las definiciones y
diferentes tipos de estado conocidos, para así enriquecer nuestros conocimientos.
6. El estado es la organización jurídico-política más perfecta que se conoce hasta el
presente.
7. El estado esta conformado por las siguientes bases: población, territorio, estructura
jurídica y soberanía.
8. La población entra aquí como uno de los elementos mas importantes en la formación
del estado.
9. El estado podrá dar unidad política y jurídica a varias comunidades.
10. Primero existen el hombre y los grupos comunitarios y sociales que este compone y
después la persona jurídica llamada “Estado”.
11. La nación es un concepto histórico y cultural, que hace referencia al conjunto de
personas que tienen en común una lengua, una historia, una cultura y un conjunto de
tradiciones.
12. La nación siempre se definirá como una realidad social.
13. La nación tiene 3 elementos fundamentales: territorio, población y tradiciones
comunes.
14. La diferencia entre estado y nación, es que el primero es una entidad política y legal,
mientras que la segunda es una entidad cultural en la que se comparte cultura, raza,
historia, lengua y un sentimiento de pertenencia con respecto a la misma.
REFERENCIAS BIBLIOGRÀFICAS

Calduch, R.- Relaciones Internacionales.- Edit. Ediciones Ciencias Sociales. Madrid, 1991

Rodríguez Patiño, Rubén Darío.- El concepto de nación en ricaurte soler. Tareas. 2010

Lesly LLatas Ramírez.- Noción de Estado y los derechos fundamentales en los tipos de
Estado.

GARCIA TOMA, Víctor. Teoría del Estado y Derecho Constitucional. Fondo de Desarrollo
Editorial Universidad de Lima: Lima.

BATTAGLIA, Felice. Estudios de Teoría del Estado. Publicaciones del Real Colegio de Es-
paña en Bolonia: Madrid, 1966.

DUVERGER, Maurice. Instituciones Políticas y derecho constitucional. Ariel: Barcelona,


1970.

ELÍAS DE TEJADA, cit. por J. MELIA: Informe sobre la lengua catalana, Ed. No-
Velas y Cuentos, Madrid, 1970, pág. 47.

Vid. E. CARLE: Mancini e la teoría psicológica del sentitnento na&onale, Roma,


1899. P. S. MANCINI: Della na&onalitá come fundamento del diritto delle genti,
Turín, 1851.

G. MILLS: From Max Weber, cit., pág. 176. Vid. MAX WEBER: Economía
y Sociedad.

También podría gustarte