Está en la página 1de 4

Tema: CREANDO UN LEGADO ESPIRITUAL

Introducción
1.-En este día quiero llevarlos por un viaje, cierren sus ojo y juntos -eremos la
importancia de cada una de nuestras vidas y de las cosas que hacemos o de la
manera en que vivimos.
2.-Te imaginas ir a tu propio funeral y sentarte en el balcón, mirar a la gente que
dan testimonios de usted en su propio funeral. Y te imaginas lo que te gustaría
que dijeran de ti y luego sales y vives tu vida de esa manera, sobre la base de lo
que quieres que la gente diga de ti.
3.-Lo que estamos hablando es de la creación de un legado espiritual. He dicho
muchas veces que hay tres cosas que puedes hacer con tu vida.
1.Usted puede desperdiciar su vida
2.Usted puede gastar su vida
3. usted puede invertir su vida.
4.-Para definir qué es un legado leamos:1Joel 1:1 Palabra de Jehová que vino a
Joel, hijo de Petuel. Oíd esto ancianos y escuchad, todos los moradores de la
tierra. ¿Ha acontecido esto en vuestros días, o en los días de vuestros padres?
De esto contaréis a vuestros hijos, y vuestros Hijos a sus hijos, y sus hijos a la
otra generación.
5.-Legado: Dejando los bienes materiales legalmente, a un persona o
organización indicada. Dejar, transferir, conceder, traspasar, Herencia.
Herederos. (normalmente, hijos)  Legado= cubre a todos, cualquiera otro
6.-El mayor uso de su vida es invertir en algo que dure. Es necesario invertir su
vida en una causa que te supere a ti mismo, y no hay causa más grande que el
reino de Dios.

7.-Jonathan Edwards sintió el llamado de Dios para ser un predicador. El y su


esposa comenzaron desde jóvenes a predicar en una congregación pequeña.
Durante los siguientes años, el escribió muchos sermones, oraciones y libros y
fue influyente en empezar lo que hoy en día se conoce como el Gran
Avivamiento. Juntos produjeron once niños quienes crecieron y se convirtieron
en adultos. Sarah fue la socia de Jonathan en todo lo que tenia que ver con el
ministerio, y el siempre escuchaba sus consejos respecto a los asuntos de la
iglesia y los sermones. Pasaban tiempo juntos hablando de estas cosas y cuando
sus hijos llegaron a una edad suficiente para comprender, sus padres los
incluyeron en estas conversaciones.
Los efectos de las vidas de los Edwards han sido de gran alcance, pero los
resultados mas notables de su fidelidad al llamado de Dios son encontrados por
medio de sus descendientes. Elizabeth Dodds registró un estudio hecho por A. E.
Winship en 1900 en el que nombra algunos de los logros de los 1,400
descendientes de los Edwards que pudo encontrar:

 100 abogados y un decano de una facultad de derecho


 80 poseedores de cargo público
 66 médicos y un decano de una escuela de medicina
 65 profesores de colegios universitarios y universidades
 30 jueces
 13 presidentes de colegios universitarios
 3 alcaldes de ciudades grandes
 3 gobernadores de estados
 3 senadores de Los Estados Unidos2
 1 controlador del tesoro de Los Estados Unidos
 1 Vice Presidente de Los Estados Unidos

8.-¿Qué clase de legado van a dejar usted y su cónyuge? ¿Durará? ¿Será


permanente y eterno? ¿O dejará
usted solo artículos palpables –edificios, dinero y/o las posesiones?
El apóstol Pablo instruyó a Timoteo a invertir su vida en hombres fieles que
estuvieran disponibles a pasar la verdad de Dios a la próxima generación.
¿Dónde quiere Dios que usted y su cónyuge inviertan el tiempo que se les ha
dado?
Viviendo una Vida Digna de Legado

1. Tema a Dios y obedézcalo. Su legado empieza en su corazón, en su


relación con Dios. Salmo 112:1-2 dice: “Bienaventurado el hombre que teme a
Jehová, Y en sus mandamientos se deleita en gran manera. Su descendencia
será poderosa en la tierra; La generación de los rectos será bendita.”
2. Reconozca las necesidades del mundo y responda con compasión y con
acciones. En Mateo 9:36 la Biblia nos dice: “Y al ver las multitudes, tuvo
compasión de ellas; porque estaban desamparadas y dispersas como ovejas que
no tienen pastor.” Usted y su cónyuge necesitan dejar un legado por medio del
compromiso de hacer algo por nuestro mundo. Muchos Cristianos hoy en día
caminan por el medio del camino; están tan enfocados en lo que las otras
personas piensan que son incapaces de tomar riesgos que causen impacto en
Cristo. Basado en esto, Jamie Buckingham escribió esto: “El problema con los
Cristianos hoy en día es que ya nadie los quiere matar.”

3. Oren para que Dios los utilice para lograr Sus propósitos. Tal y como dice
en 1 Crónicas 4:10 “E invocó Jabés al Dios de Israel, diciendo: ¡Oh, si me dieras
bendición, y ensancharas mi territorio, y si tu mano estuviera conmigo, y me
libraras de mal, para que no me dañe! Y le otorgó Dios lo que pidió.”

¿Que pidió Jabés a Dios? Que lo bendijese. Dale nueva vida y amplía su esfera
de influencia. Apártalo de la tentación. Permanece con él. Ore esta oración por
su cónyuge y a final de año, vean lo diferente que serán sus vidas.

4. 4. Ayude a su cónyuge a administrar


3 bien sus dones espirituales y sus
habilidades. Ayude a su cónyuge a reconocer como Dios a usado sus dones
espirituales y sus habilidades en el pasado. ¿Sirviendo a otros? ¿Enseñando las
Escrituras? ¿De consejero en un Ministerio Cristiano?

Ayúdelo a conectarse en una iglesia local, que tenga necesidad de hombres y


mujeres fieles quienes tengan un carácter fuerte en el Señor y una visión para
sus comunidades.
Ayúdelo a reconocer sus convicciones. Thomas Carlyle dice, “La Convicción no
vale nada hasta que se logre convertir en una conducta diaria”. Ayude a su
cónyuge a determinar por lo que es capaz de morir para que logre determinar
por lo que quiere vivir.

5. Pídale a Dios que le de sentido a la vida de sus hijos, dirección y una


misión. El desafío aquí es dejarle a sus hijos un legado, no solo una herencia.
Como alguien dijo una vez, “Nuestros hijos son mensajeros que enviamos a un
tiempo que no veremos”.

Dignidad a través del destino


David Livingstone, un misionero de África, dijo, “Iré a donde sea, siempre y que
sea hacia adelante”. Y al ir hacia adelante y desarrollar el reino de Dios,
indudablemente también logro avanzar en su sentido de dignidad.
El adquirir una visión y una dirección en la vida le dará un significado importante
a la vida de su cónyuge también, especialmente si el Dios omnipotente del
universo es el que guía y dirige su vida. De hecho, una visión, dirección y un
destino puede venir solamente de el Único que controla no solo el presente sino
el futuro. Descubriendo su destino eterno, comenzará a construir dignidad
duradera en sus vidas.

Conclusión
Pero permítame sugerirle el análisis final, cuando se muere, no va a importar lo
que otros dicen acerca de usted. No es por eso que deseas vivir, por lo que los
demás puedan pensar de ti. No. Lo único que va a importar cuando te mueras es
lo que Dios dice de ti. Y lo qué quieres que Dios diga de ti, es el verdadero
legado duradero, eso no va a durar 50 años o 5000 años. Lo que Dios dice
acerca de ti va a durar por toda la eternidad.
4