Está en la página 1de 57

Fierro, A. (1990).

Desarrollo de la personalidad en la
adolescencia. En J. Palacios A. Marchesi, & C. Coll (Eds.),
“Desarrollo psicológico y educación, I. Psicología
Evolutiva” Madrid: Alianza Psicología.

Oliva, A. (1999). Desarrollo de la personalidad durante la


adolescencia. En J.Palacios A. Marchesi, & C. Coll (Eds.),
“Desarrollo Psicológico y Educación. 1. Psicología
Evolutiva” Madrid: Alianza Editorial.

Palacios, J. (1990). ¿Qué es la adolescecnia? En J.Palacios ,


A. Marchesi, & C. Coll (Eds.), “Desarrollo psicológico y
educación, I. Psicología Evolutiva”. Madrid: Alianza
Psicología.

Palacios, J., & Oliva, A. (1999). La adolescencia y su


significado evolutivo. En J.Palacios , A. Marchesi, & C. Coll.
“Desarrollo Psicológico y Educación. 1. Psicología
Evolutiva”. Madrid: Alianza Editorial

Gobierno de Canarias (2004). Guía para padres de hijos


Adolescentes.
“Sobrevivir a la adolescencia”
ORIENTACION A PADRES DE ADOLESCENTES

INDICE:

1º: ¿QUÉ ES LA ADOLESCENCIA?

2º CARACTERÍSTICAS DE LA ADOLESCENCIA.

3º FORMACIÓN DE SUS PROPIOS VALORES.

4º RELACIONES:

4.1 RELACIONES CON LOS IGUALES


4.1.1 TÉRMINO DE AMISTAD.

4.2 RELACIÓN CON LOS PADRES


4.2.1 COMUNICACIÓN CON LOS PADRES

5º ORIENTACION A PADRES ADOLESCENTES

5.1 ESTABLECER LIMITES Y REGLAS A HIJOS


ADOLESCENTES

6º POSIBLES PROBLEMAS QUE SE PRESENTAN EN LA


ADOLESCENCIA Y SOLUCIONES A LOS MISMOS (basándonos en un
foro de Internet de padres de adolescentes)

7º ESQUECH DE VARIAS SERIES DE TV DONDE PLASMAREMOS


LA REALIDAD DE LA ADOLESCENCIA.

8º CONCLUSION

9º BIBLIOGRAFÍA.
1. ¿QUÉ ES LA ADOLESCENCIA?

La adolescencia es el ciclo en la vida del hombre que continua a la


pubescencia y la pubertad. Se inicia entre los 12 o 14 años y culmina con la
madurez, (18 a 20 años). No solo es la fase de mayor cambios psicológicos,
sino que también esta lleno de cambios físicos.

En esta etapa se toman grandes decisiones que marcaran a los jóvenes para
siempre. Es el momento de poner a prueba todas las enseñanzas de nuestros
padres, puesto que es la época de cuestionamientos.

Precisamente por las enseñanzas recibidas estamos en condiciones de


ejercer con plenitud todas nuestras libertades interiores y decidir
progresivamente en la formación de nuestra personalidad.

La aparente despreocupación, que percibe la sociedad, de los adolescentes,


no es tal, ya que los jóvenes viven por dentro un conflicto interior.

A pesar de ser una etapa de alegría, los adolescentes pasan rápidamente de


la euforia al bajón, del entusiasmo al desinterés, presentando conductas que
lo ayudan a encontrar su propio equilibrio y le permitan emprender el
camino hacia un futuro venturoso.

Es importante, en esta etapa de cambios, la presencia de los padres, estos


deben actuar estableciendo límites apropiados para que todo no sea un
desparramo, pero deben comprender que sus esfuerzos por cuidarlo y
protegerlo, serán rechazados y cuestionados.

La indiferencia y la rebeldía del joven se harán presentes, y ante cualquier


pregunta se sentirán invadidos, con miedo a defraudarlos y con el objeto de
evitar cualquier pelea que pueda poner en juego sus salidas, las respuestas
serán cortantes.
La tarea más importante de la adolescencia es aprender a ser uno mismo y
crear tu propia identidad. Durante los años de la pubertad y la adolescencia,
hay que aprender a asumir decisiones propias, nuevos compromisos y, en
definitiva, ganar experiencia e, con ella, más independencia.

A los 18 años se considera que se es adulto. Los años de adolescencia le


permiten unos años de aprendizaje bajo la protección de la familia que le
ayudará a afrontar ser mayor de edad con seguridad, confianza y solidez.

Para un adolescente y sus padres, es difícil encontrar el equilibrio entre la


dependencia que el adolescente tiene y la independencia que desea. A
veces buscará la ayuda y los consejos de sus padres, otras veces sentirá la
necesidad de volar libre, y que le dejen en paz. Esto podrá generar
conflictos con la familia.

Algunos padres de adolescentes temen dar demasiada libertad, siguen


imponiendo sus reglas sin dialogo con frases como("mientras vivas bajo
este techo...."), hablan sin escuchar y pretenden retrasar el día en que su
hijo tenga plena independencia.

Otros no tienen tiempo ni ganas de broncas y peleas, y dejan a sus


adolescentes más a su aire, a hacer más o menos lo que quieran, y que les
cuenten lo menos posible.

Lo ideal para el trato de la adolescencia es que los padres no lleguen a


ninguno de estos dos extremos, pero para eso el adolescente tendrá que
esforzarse en no cerrar las vías de comunicación con ellos y en tener
paciencia en el momento de explicarles qué quiere hacer, cómo se siente,
dónde va... La adolescencia es la época en la vida de los seres humanos
cuando posiblemente uno tiene menos gantas de comunicar con la gente de
otra generación (mayor o menor), pero paradójicamente, cuánto más se
esfuerce el adolescente en este sentido, más puertas se le abrirán.

2. CARACTERÍSTICAS DE LA ADOLESCENCIA

Durante la adolescencia, las personas crecen y maduran rápidamente. Estos


cambios suelen comenzar a la edad de los once años en las mujeres y sobre
los trece en los varones. Los cambios hormonales responsables realmente
comienzan años antes y pueden dar lugar a períodos de inquietud y mal
humor. Las niñas experimentan estos cambios antes que los niños. Debido
a esto, en los primeros tres o cuatro años, ellas parecen madurar mucho más
rápido, pero después los varones las alcanzan para, a la edad de 17 años,
convertirse ambos en hombres y mujeres jóvenes. Estos jóvenes pueden ser
ya físicamente tan grandes como sus padres y serán capaces de tener hijos
propios. Todo esto se complica con el hecho de que la capacidad de
procrear o concebir hijos puede desarrollarse en los adolescentes al mismo
tiempo que su madre la está perdiendo debido a la menopausia. Los buenos
tiempos y oportunidades disfrutados por su hijos adolescentes pueden hacer
sentirse a sus padres demasiado mayores y cierta envidia.

No es sorprendente que, debido a la velocidad de estos cambios, algunos


adolescentes lleguen a estar tan preocupados por su apariencia que precisen
ser tranquilizados, especialmente si ellos no crecen o maduran tan
rápidamente como lo hacen sus amigos. Puede ser útil el recordar que cada
adolescente se desarrolla a una velocidad diferente.
La primera regla para las chicas o el cambio de voz en los chicos son
acontecimientos importantes que pueden tener lugar en edades diferentes
entre los adolescentes. Todo este crecimiento y desarrollo utiliza gran
cantidad de energía, lo cual podría tener que ver con el hecho de que los
adolescentes parecen necesitar dormir más. El que se levanten tarde puede
irritar a sus padres, pero generalmente no es fruto de la pereza u
holgazanería.

A la vez que se hacen más altos, comienzan a afeitarse o tienen reglas, las
personas de esta edad comienzan a pensar y a sentir de forma diferente. Es
la época en que empiezan a establecer relaciones íntimas fuera del entorno
familiar con amigos de su misma edad. Las relaciones con la familia
también cambian, los padres se hacen menos imprescindibles cuando los
adolescentes desarrollan su vida fuera de la familia.

Los primeros desacuerdos suelen surgir cuando los adolescentes comienzan


a desarrollar sus propios puntos de vista que con frecuencia no son
compartidos por sus padres. Como forma de alcanzar un sentido de
identidad diferente del de sus familiares, los adolescentes suelen pasar
mucho tiempo en compañía de personas ajenas a la familia o hablando por
teléfono con sus amistades. Esta es otra de las cosas que puede irritar a sus
padres, pero es un forma importante de lograr un sentido de identidad
propio, independiente del de su familia. Estas amistades forman parte del
aprendizaje sobre como hacer progresos con los demás. En esta época, el
vestido y la apariencia física se convierten en muy importantes, bien como
forma de expresar solidaridad con los amigos bien como forma de declarar
su creciente independencia de la familia.

Los padres suelen sentirse rechazados, y en cierto sentido lo son. Pero este
rechazo aparente es necesario para que el joven llegue a ser un adulto con
una identidad propia. Aunque los enfrentamientos y discusiones sean
frecuentes, los adolescentes suelen tener un alto concepto de sus padres.
Los rechazos y conflictos no suelen tener que ver con la personalidad de los
padres, sino más bien con el hecho de que es de sus padres de quien tienen
que independizarse si quieren tener su propia vida.

Ala vez que se esfuerzan por ser más independientes, los adolescentes
desean intentar nuevas cosas, pero cuando se encuentran en dificultades
pueden reconocer que tienen poca experiencia para retroceder. Esto puede
producir rápidos cambios de su confianza en sí mismos y de su conducta de
forma que parezcan muy maduros un momento y muy infantiles en el
siguiente. El sentirse trastornados o el perder la confianza en sí mismos
puede hacerles sentir infantiles y esto con frecuencia se expresa por medio
de conductas mal humoradas y enfurruñamiento más que como disconfort.
Los padres tienen que ser flexibles con estas conductas a pesar de que se
sientan bastante estresados al respecto.

3.FORMACIÓN DE SUS PROPIOS VALORES


4.RELACIONES

4.1 Relaciones con los iguales:

4.1.1 Término mistad.

 Concepto de amistad:
Las amistades son vínculos afectivos que se definen como relaciones
voluntarias y recíprocas, que se mantienen en el tiempo y que conllevan
afecto.

 Principales características de la amistad:

Estas características contribuyen a que las amistades sean experiencias


muy valoradas y altamente gratificantes en la vida de las personas.
- Aceptación del amigo, sinceridad, lealtad y confianza.
- Creación de vínculos afectivos entre amigos.
- La amistad ofrece cuidado, seguridad y apoyo emocional.
- La amistad implica interés y sensibilidad; y requiere empatía.
- Los amigos buscan la proximidad física para compartir actividades y
afectos.

Las amistades hacen


contribuciones específicas al
desarrollo que no son aportadas por
ningún otro tipo de relación, como
por ejemplo el sentimiento de
igualdad y el de pertenencia a un grupo.
Al nacer, el bebé es el centro del universo. A medida que avanza la
edad, van apareciendo otras personas. Se aprende que los demás, también
son importantes. Y que la relación con otras personas es necesaria.

El adolescente, necesita a alguien de su misma edad y sexo, para


compartir la pesada carga, de todas las dudas que le surgen constantemente.
Ha de ser alguien que él vea como "un igual", con sus mismos problemas e
inquietudes. Por eso no vale como amigo un padre o profesor, ya que éstos
están investidos de autoridad aunque no lo pretendan. Además (padres,
profesores...) tienen otro papel muy importante y necesario en la vida del
adolescente.

Las amistades permiten que el adolescente experimente dentro de


ellas una amplia gama de sentimientos y valores que pueden ser tanto
positivos (cariño, confianza, lealtad,...) como negativos (celos, ira,
agresividad,...).
Las amistades son también logros sociales significativos, son indicadores
de la competencia social. En definitiva el establecimiento de nuevas
amistades es posible que aumente la autoestima.

Para los adolescentes la amistad significa entablar relaciones


duraderas basadas en la confianza, la intimidad, la comunicación, el afecto
y el conocimiento mutuo. Durante este periodo se valora a los amigos
principalmente por sus características psicológicas, y por ello los amigos
son las personas ideales para compartir y ayudar a resolver problemas
psicológicos como pueden ser: La soledad, la tristeza, las depresiones,...
Esta concepción de la amistad en los adolescentes es posible por el avance
cognitivo que se produce en la toma de perspectiva social, que consiste en
adoptar la posición de una tercera persona para analizar más objetivamente
sus relaciones. Los adolescentes consideran las amistades como
interacciones del momento, como relaciones sociales que perduran y se
construyen a lo largo del tiempo, entienden la amistad cono un sistema de
relaciones.

Los amigos y compañeros desempeñan un papel especialmente


importante en el desarrollo del joven durante la adolescencia. Existen
diversas razones que fundamentan esta opinión. En primer lugar, el proceso
de desvinculación de los padres y del hogar familiar, proceso que es
considerado como un rasgo propio de la adolescencia, deja un vacío
emocional en la vida de los jóvenes. Tal vacío ha de llenarse y en la
mayoría de los casos, el joven acude al grupo de sus compañeros en busca
de apoyo, durante el periodo de transición. Un segundo motivo es el hecho
de que la experiencia compartida crea vínculos entre las personas. La
confianza del adolescente en sus amigos y compañeros es reforzada por el
hecho de que los conflictos, las angustias y las dificultades experimentadas
en el hogar, pueden ser compartidas con otros y son también resueltas así
con frecuencia, debido a la simpatía y la comprensión mutuas.

Un tercer motivo es la vulnerabilidad


experimentada por muchos de ellos durante este
estadio de sus vidas. Cuando los individuos
muestran una falta de confianza en si mismos, no
están seguros de sus propias capacidades y tienen
que adaptarse a cambios importantes, es probable que exista una necesidad
de apoyo especialmente intensa. Por ultimo, como han señalado muchos
autores recientemente, hoy día vivimos en un mundo en el que va en
aumento la segregación entre edades. Se afirma que los padres pasan cada
vez menos tiempo con sus hijos adolescentes y que, en cierto modo,
abdican de su responsabilidad hacia sus descendientes.

Las relaciones entre compañeros son sumamente importantes para los


adolescentes.
• 1) Las amistades proporcionan a los adolescentes oportunidades para
desarrollar habilidades para resolver conflictos. Los adolescentes
pueden aprender como terminar una pelea y todavía ser amigos.
• 2) Los amigos proveen diversión y emoción a los adolescentes con su
compañía y recreación.
• 3) Los amigos también se dan consejos entre sí. Los adolescentes hablan
de muchos temas y problemas con sus compañeros adolescentes.
• 4) La lealtad es un aspecto valioso cuando se trata de amistad. Los
adolescentes están siempre buscando aliados leales que puedan
ayudarles en la escuela o en su vecindario.
• 5) Las amistades también proveen estabilidad durante tiempos difíciles
de tensión nerviosa o transición. Es de mucha ayuda para los
adolescentes tener amigos que estén viviendo las mismas experiencias y
que pueden disminuir las ansiedades de los momentos difíciles.

La amistad en estos momentos es un valor en alza, que los valores


suelen depositar en una única persona y las chicas reparten entre tres o más
amigas intimas. Ahora mismo, es un valioso aliado que ayuda a los jóvenes
a dejar definitivamente atrás los años de la infancia.
La mayoría de los padres se hacen miles de preguntas acerca de sus
hijos… ¿Con quién andará mi hijo? ¿Qué lugares frecuenta? ¿Beberá?
¿Fumará?

La adolescencia es la última etapa en la que los padres pueden tomar


parte activa y ayudar a los hijos a sentar sus caminos vitales así como
aconsejarles, organizar actividades familiares, y esforzarse por mantener
una comunicación buena con ellos.

Es propio de la etapa adolescente el preguntarse y cuestionar la


autoridad de los adultos en general, y de los padres y profesores en
particular. Es en esta edad cuando el joven se muestra más sensible con lo
justo y lo injusto, es más crítico con todo lo que le rodea, le da gran
importancia al grupo de amigos formándose las "pandillas", por encima de
cualquier otra relación.

Por ello es muy frecuente que con la llegada de la adolescencia y la


importancia que cobra el grupo de amigos empiecen los problemas en casa.
Los padres intentan preguntar e indagar sobre lo que hacen sus hijos
mientras están fuera de casa y sobre las amistades que tienen y eso hace
que los hijos se agobien por los continuos interrogatorios. Y es aquí donde
empiezan los conflictos con la autoridad.

Durante la adolescencia, el joven tiene dos necesidades básicas, son


la necesidad de afecto, de aprobación, de reconocimiento, de aprecio de sus
virtudes y de aceptación por su propio grupon etc. También tienen la
necesidad de participación a medida que siente que puede llegar a la
emancipación, y necesta también la seguriad que le propoirciona el grupo.
Aunque a veces no lo parezca los adolescentes buscan la aprobación
y el cariño de sus familiares y de las personas que les rodean. En esta
búsqueda, tratan de encontrar amistades con quienes compartir sus
inquietudes y se interesan en gran medida por ser aceptados.

Los adolescentes muestran una gran preocupación por las amistades,


durante este período, el adolescente se reúne con sus amigos con los que
comparte intereses comunes y en los que buscará la aceptación por un
grupo diferente al de su familia y una de sus intenciones será encontrar
respuestas a sus inquietudes. Para ello se relaciona con un grupo de chicos
y chicas de su misma edad, que hablan un lenguaje similar al suyo. Su
grupo de amigos tiene gran importancia para él, y a su vez, el grupo ejerce
una gran influencia en las decisiones que puede tomar, aunque no siempre
sean las más adecuadas para su desarrollo emocional.

Lo que es muy evidente es que a los padres les preocupa, la clase de


amigos que eligen sus hijos.Los padres casi nunca ven con buenos ojos las
amistades de los hijos, tal vez porque intuyen que pueden llegar a tener
tanto peso como ellos. Durante la adolescencia los padres se preocupan
cada vez más por las influencias que se ejerzan sobre las vidas de sus hijos.
Los padres deberían hacer un esfuerzo por conocer a los amigos de
nuestros hijos y ser conscientes del tipo de jóvenes con los que se
relaciona.

Es importante no mantener al adolescente bajo permanente vigilancia


pero tampoco descuidarse, lo ideal sería mantener una atención que parezca
indiferente pero que aporte suficiente información sobre la clase de amigos
con los que se relaciona.
Para el adolescente, tambien es muy importante el hecho de
pertenecer a un grupo. En el grupo, el adolescente busca la seguridad,
cuanto más i ndefenso se sienta más buscará a los otros e intentará
identificarse con ellos, incluso sacrificando algunos de sus rasgos
personales. En el grupo puede olvidar sus actitudes defensivas o su temor a
ser incomprendido puesto que todos sienten y piensan lo mismo. Además
en el grupo se le toma en serio.

Estos son grupos grandes de adolescentes que se reúnen porque


tienen características similares que los identifica con su grupo. Los
adolescentes utilizan estos grupos para encontrar a los amigos que ellos
quieren. Estos grupos ayudan a los adolescentes a escoger amigos con los
que ellos desean pasar su tiempo. A través de grupos y camarillas los
adolescentes le muestran a otras personas quienes son.

El "grupo de compañeros", haciendo constar que


variara según la edad, la personalidad, el trasfondo
familiar, etc. El grupo de compañeros puede determinar el
modo de vestir y peinarse, los gustos musicales, etc. Aunque hemos de
decir que algunos jóvenes son más vulnerables que otros a las presiones
ejercidas por el grupo de compañeros, éstos adolescentes suelen ser los que
carecen de suficiente apoyo y asistencia por parte de sus familias.

Entre los componentes del grupo, los adolescentes tienen la


impresión de comportarse y vivir como adultos, de ser adultos y crear sus
propias reglas. Se protegen y se cobijan los unos en los otros de manera que
así se sienten fuertes e independientes, no hay nada que no puedan hacer en
grupo, mientras que solos se pueden sentir desgraciados frente al mundo de
los adultos. La dependencia al grupo conlleva, algunas veces, la renuncia
de los propios ideales o de la propia forma de pensar del adolescente.
Los grupos son temporales y es normal que el adolescente salga de él para
comprometerse en relaciones personales.

Vamos a hablar ahora del fenómeno de la "pandilla", que es una


institución social más seria que el grupo, con unas reglas, objetivos, y
jerarquías... A ella acude el adolescente que está en busca de seguridad.
Pero en ella el adolescente encuentra una compensación a sus sentimientos
de inferioridad. En la "pandilla" se le proporcionará estima, afecto, y todo
el calor que le haya faltado hasta entonces.

Para el adolescente no problemático, la época de estar en grupo sólo


representa un momento de su evolución hacia la madurez y la autonomía.
Por el contrario, para el chico problemático, la pandilla es el punto de
llegada y no irá mucho más lejos.

Es interesante resaltar que la "pandilla" suele formarse con jóvenes del


mismo sexo, aún cuando aparece una notable atracción por el sexo opuesto,
el adolescente se alejará de la comunicación parental, y la comunicación la
vierte casi exclusivamente en los amigos.

En la adolescencia comienzan las relaciones de amistad más durables


y estables. Se pasa progresivamente de los grupos de un solo sexo a las
pandillas o grupos mixtos de amigos y finalmente a las amistades más
exclusivas de ambos sexos entre las que se busca una especial pensando en
una relación más sentimental para un futuro cercano.

También hay que destacar las "Bandas", las cuales


son un fenómeno de la adolescencia, también son un
fenómeno patológico dada la oposición que existe entre estas y la sociedad,
e ilustrada con los actos delictivos realizados por las mismas.

Hay muchísimas clases y tipos de grupos pero según su formación


pueden ser grupos espontáneos o grupos organizados.

Los grupos espontáneos se caracterizan sobre todo por la


homogeneidad de edades y sexo, así como también por la homogeneidad
social. Las motivaciones que reúnen los grupos espontáneos son sobre todo
la búsqueda de distracciones comunes y la posibilidad de “discutir entre
jóvenes”. Las actividades más frecuentes de estos grupos suelen ser:
Reuniones en casa, salidas por la ciudad, excursiones, deportes, …

El grupo espontáneo es una forma particularmente desarrollada de


los grupos de adolescentes, su frecuencia es mucho más importante que la
de los grupos organizados.

Hay estudios que demuestran que los grupos espontáneos pueden


deslizarse hacia una situación más marginal, formando las llamadas
“bandas de adolescentes”; caracterizadas básicamente por una falta
absoluta de organización y por vivir en un perpetuo presente, así como
también por la inseguridad e incomprensión de los integrantes.
Estas bandas de adolescentes pueden dar lugar a la aparición de subgrupos
que se pueden dividir en dos categorías:
- Grupos de amistad, fundados de manera estable.
- Grupos delincuentes (transitorios, pero mejor organizados) más frecuentes
entre adolescentes marginales.
Las adolescentes mujeres comienzan antes a reclamar atención de los
varones. Se desarrollan primero y comienzan a dirigir su interés a chicos un
poco mayores.

Es la época del inicio de las fiestas y de los encuentros mixtos. En un


principio los padres se encuentran en la duda de permitir o vetar este tipo
de actividades.

Muchas veces los padres se ven obligados por diversas


circunstancias a no permitir a sus hijos salir de marcha, al cine, u otro tipo
de salidas, por lo que en ocasiones habrá una rebelión por parte de los
adolescentes , pero si desde pequeños se ha mantenido con ellos una
relación llena de cariño y con mucho diálogo, el jóven adolescente estrá
preparado para aceptar una negativa.

Los padres tienen difícil el hecho de ser amigos de sus hijos


adolescentes, pero no resultará algo imposible. La amistad entre adultos y
adolescentes es difícil pues tienen objetivos y preocupaciones distintas.
Los padres necesitan también saber adaptarse al mundo de los adolescentes
y respetar su manera de ser.
La clave para conseguir una buena relación entre padres e hijos está en la
confianza, fiarse de los hijos es indispensable para que los hijos se fíen de
los padres y les puedan llegar a hablar de sus cuestiones personales.

Para conseguir una posible comunicación entre


padres e hijos es necesario dedicar tiempo a estar
juntos, compartiendo alguna actividad y conversando
sobre ello así como compartir alguna preocupación
personal con él y pidiéndole su opinión en ciertos temas
como problemas de trabajo, de salud... También será necesario respetar su
intimidad y no intentar hacerle hablar de algo que no quiera. No habrá
presionarlo y habrá que mantenerse receptivos para que el joven sepa que
puede contar con el apoyo de los padres.

Los adolescentes acaban siendo lo que son sus amigos. Un claro


ejemplo es ese chico o chica buen estudiante, deportista, respetuoso,
alegre... el cual, por lo general, sus amistades serán como él. Por el
contrario, el mal estudiante, el maleducado, el que es conflictivo en casa y
en el colegio, tendrá un grupo de amigos y amigas con una forma de ser
similar.

Los amigos se encuentran sin buscarlos: es algo que sucede en la


vida, y no se programa. Los adolescentes entonces tienen razón cuando
piden actuar con libertad para elegir a sus amigos. Los amigos ayudan al
joven a independizarse de sus padres. Forman todos juntos una “familia”
que le ofrecen seguridad.

Los adolescentes deben buscarse amigos “a su gusto”, y no al de los


padres. Los padres deben evitar tener “prejuicios” hacia los amigos de sus
hijos. Los padres no podrán elegir los amigos de sus hijos. Pero sí podrán
formar su “criterio” para que conecte con buenos chicos y chicas.

Entre los 15 y los 20 años los adolescentes y jóvenes entran en un


período en el que se tiende a las relaciones particulares, sea de amistad
como de amor singular y exclusivo con una persona del otro sexo. Este
hecho puede provocarles dificultades con los amigos que aún no
experimentan este tipo de experiencias . El noviazgo o ligue o como se
denomine en cada sociedad, le enseña al chico o chica a abrirse a otro en
singular, a dar de su interior, compartir intereses, llegar a acuerdos, respetar
los gustos y deseos, e incluso a saber superar momentos de tensión o
dificultad y acompañar a otro cuando éste se encuentra en un momento
difícil.

Pero tenemos que tener en cuenta los peligros que suponen las
amistades particulares en estas etapas Los chicos, cada vez a edades más
tempranas, desean vivirlo todo.

Podemos distinguir tres momentos especialmente difíciles en las


relaciones con el otro sexo por su peligro de llegar demasiado lejos:

- Inicio y plenitud de la adolescencia (12 años), por la llegada brusca de


emociones, sentimientos e impulsos sexuales para los cuales no siempre
está preparado y advertido.

- Primeros años de universidad, porque se consideran ya maduros y con la


capacidad de discernir y optar por su cuenta.

- Final de la juventud, porque muchos tienen ya sus planes a futuro y con


facilidad llegan al "si ya nos vamos a casar, ¿para qué esperar? "

La comprensión la buscan en los compañeros, en los amigos, hasta


encontrar el que va a convertirse en su confidente, en cambio el adulto o los
padres no llenan esos requisitos.

La critica y los sentimientos trágicos son la fuente de una conversación


en dos adolescentes; hablan de las chicas, de sus fiesta y hasta de los
conflictos con sus padres o incluso llegan a hablar de sus depresiones. Estas
conversaciones están llenas de resentimiento y son la fuente de verdaderas
críticas.. Esas conversaciones sirven para dejar salir sus preocupaciones.

A veces las amistades en la adolescencia son pasajeras esto se debe


como anteriormente menciona vemos que ellos se unen por ser semejantes
pero a medida que pasa el tiempo sus intereses van cambiando, pronto su
sentido social los lleva a extender el numero de miembros.

Las amistades cambian en la medida que los jóvenes se convierten en


adolescentes.

• Los adolescentes pasan más tiempo con sus amigos.

• Ellos se movilizan mucho más que cuando fueron niños, de manera


que pasan más tiempo con sus amigos sin la supervisión de los
padres.

• Durante los años de la adolescencia, habrá más contacto con


compañeros del sexo opuesto.

• Durante los primeros años de adolescencia, muchas veces grupos


pequeños de amigos o camarillas se forman, lo cual ayuda a
aumentar la confianza en los adolescentes y les da un sentido de
identidad.

Las relaciones con los iguales cumplen un papel importante en la


socialización de las personas, pero de un modo muy especial durante la
transición de la adolescencia, ya que en esta etapa lo que se busca en el
grupo de iguales es un apoyo para ir logrando progresivamente autonomía
respecto al contexto familiar.

Las relaciones con los iguales ofrecen un contexto en el que, tanto


niños como adolescentes, pueden compararse con los demás, crear así un
concepto de autoeficacia en las relaciones sociales y por consiguiente llegar
a un mejor conocimiento de sí mismo. (La comparación social es necesaria
para que las personas lleguen a desarrollar un sentimiento válido y preciso
de su propia identidad). El grupo de iguales ayuda a desarrollar una toma
de conciencia acerca de nosotros mismos que la experiencia familiar no
puede proporcionar.

La influencia del grupo de iguales parece decisiva en la adolescencia,


en cuanto al sentimiento de pertenencia a un grupo y a la identificación con
las actividades propias de ese grupo, como son diversiones, gustos, forma
de vestir, música,... Estas influencias se complementan con las ejercidas
por los padres en temas relacionados con valores, estudios, futuro,...

Por tanto en el periodo adolescente el grupo de iguales cumple un


importante papel porque proporciona un entorno en el que los adolescentes
ven reforzada su autoestima, en el que pueden experimentar y practicar su
nuevo rol, compartir sus nuevos intereses, así como también aprender
nuevas habilidades para relacionarse.

Llega un momento en el que una gran parte de los adolescentes


cambian de entorno, la entrada de las personas en nuevos entornos suele
producir conflictos intra e interpersonales, ya que normalmente el nuevo
contexto exige también cambios en todos los procesos de socialización
(afectivos, cognitivos y conductuales) que se reflejan en la necesidad de
establecer nuevos vínculos y relaciones personales, en la necesidad de
conocer el funcionamiento del nuevo entorno, así como cambios en la
conducta para adaptarse al nuevo sistema social.

Los cambios de entornos propios de la adolescencia en nuestra


sociedad, están asociados al paso de la escuela al instituto. Esta transición
no solo es espacial (cambio de centro)sino que influye y afecta en muchos
aspectos de la vida de la persona (tiene que conocer la organización y
funcionamiento del centro, nuevos profesores, nuevas relaciones con
compañeros,...). El tránsito es más fácil cuando se ingresa en el nuevo
entorno acompañado por personas con las que se ha compartido y
participado en entornos anteriores (cuando varios compañeros del colegio
pasan al mismo instituto).

¿Qué pasa cuando los jóvenes no tienen amigos?


Los adolescentes sin amigos tienden a sentirse más solitarios e infelices.
Ellos suelen tener niveles muy bajos de rendimiento escolar y también
tienen baja auto estima. Conforme ellos crecen, ellos corren más riesgos de
dejar la escuela e involucrarse en actividades delictivas.

¿A quien se escoge como amigo?


• A aquella persona con la que el adolescente puede identificarse. No
es importante que el amigo sea igual a uno mismo, es suficiente con
que sea percibido así.

• También se escoge o desea como amigo, a las personas populares


dentro del grupo.
• En alguna ocasión (las menos), se escoge como amigo a aquella
persona que tiene valores complementarios. Por ejemplo un joven
dominante puede buscar un amigo sumiso y viceversa.

4.2 RELACIONES CON LA FAMILIA:

Los adolescentes se encuentran con dos grandes e importantes


fuentes que influyen en su vida social.

Por una parte, los amigos, que son fundamentales en éste periodo y
por otro lado, la familia, refiriéndonos sobre todo a los padres.
Tanto una como otra de las fuentes son de vital importancia.
El grado de influencia de cada una de las fuentes varía en función del tipo
de la relación actual, de la disposición que preste cada una y en función de
la edad del adolescente.

La familia es una institución que recibe el ser humano desde que


nace. Es la que tiene el poder de enseñar valores, actitudes, costumbres,
normas…al adolescente. La edad de los padres de un adolescente suele ser
entre 40-50 años por lo que es difícil enfrentarse a un chico/chica con toda
la vida por delante.
En éste periodo los padres se sienten desorientados, ya que su hijo está
experimentando cambios y no lo reconocen.

Durante éste periodo el adolescente, necesita el mismo afecto, cariño y


apoyo dado en la infancia por parte de sus padres, a la vez, el chico/chica
necesita comprensión y paciencia ya que está sufriendo una serie de
cambios físicos y cambios en la forma de pensar y necesita de la ayuda de
los adultos para saber afrontarlos.

Es de gran importancia que los padres estén dispuestos a escuchar,


comprender, hablar y discutir todos los cambios en la conducta del chico/a
para poder ayudarles positivamente, ya que el momento de la adolescencia
es un momento crítico en todas las familias pero que con paciencia y
comprensión se pasa con rapidez.
Para conocer al adolescente, es necesario el pasar tiempo con ellos, conocer
cuales son sus temas de interés, interesarse por sus aficiones e intentar
compartirlas.

El adolescente creerá que tiene más libertad, se oponen a sus padres


y rechazarán los modelos que éstos les ofrecían, mostrando así hasta que
punto quedan independientes de ellos, el adolescente tiende a alejarse del
niño que era antes.

Querrán vestirse a su manera, estar solos, sin que nadie les proteja
como cuando eran niños, es decir, formarse en un mundo propio, probar
cosas nuevas…etc.

Si la relación entre el adulto y el adolescente no es buena y no llegan


a entenderse, se pueden crear conflictos y llegar a establecerse una mala
relación entre la familia.

Si hay determinadas cosas que el adolescente nos pide y se piensa que no


debe hacer, lo primero y más correcto es entablar una conversación e
intentar explicárselo.
Es posible que no lo quiera entender y no obedezca, pero le servirá para
conocer la opinión de sus padres, lo cual le servirá como referente.
Puede que respete ésa opinión dada por sus padres si ve una actitud segura
y dialogante, ya que con los adolescentes no basta ése dicho de “porque lo
digo yo y basta”.

Cuando se hace algo sin permiso de los padres o algo que no es de su


agrado, se suele recurrir al castigo pero eso no suele ser la mejor opción, no
siempre es bueno el castigar al adolescente.

Es verdad que las malas actuaciones deben ser castigadas pero


también las buenas actuaciones tienen que ser aplaudidas. Cuando el chico
adolescente haga bien algo, es bueno decírselo, así reforzaremos su
conducta y ellos mismos se darán cuenta de que por las cosas que hacen
bien tienen su recompensa, al igual que cuando lo hacen mal, recibirán el
castigo.

os padres deberán siempre indicar dónde están los límites, es la única


manera de que los adolescentes conozcan las reglas que nunca deben dejar
de cumplir.

El chico/chica adolescente siempre tiende más a comunicarse con los


de su edad ya que les es más fácil la comunicación con ellos que con los
adultos aunque esto no significa que el adolescente no necesite la
comunicación con los padres.

Cada fuente toma parte en distintas áreas, los padres influyen más en
temas como en los estudios, trabajos, cuestiones económicas…; el sexo,
drogas y las relaciones de pareja son temas tabú para tratar con ellos.
Aprender a hablar con ellos de esos temas requiere una dosis de paciencia y
algunos trucos para saber afrontar la conversación.

En cambio, la fuente de amigos influye más en temas como


las relaciones sociales, temas sexuales, la manera de vestir…
Por lo tanto, las influencias de los padres y de los amigos se
complementan.

Los adolescentes que tengan buen grado de apoyo por parte de sus
padres, se acercarán más a ellos, en cambio, los que reciben escasa ayuda,
acuden más al grupo de amigos para buscar el apoyo necesitado.
Existen cuatro modelos que podemos encontrar en hogares con chicos/as
adolescentes:

- El primero sería el más común de todos, donde nos encontramos una


familia con un adolescente que se comporta como si fuera más mayor,
como si tuviera más edad.
Estas familias son las que siempre tienen el recuerdo de cuando su hijo,
ahora ya adolescente y cambiado, era pequeño y se sentía tan feliz, echando
de menos esos momentos.

- El segundo sería cuando los padres intentan acelerar el proceso de


maduración de sus hijos y el chico/a adolescente quiere conseguir la
independencia.

- El tercero sería cuando los padres y el chico/a adolescente se sienten muy


a gusto y no tienen necesidad de separarse, retardan el proceso
maduracional.

- Por último, el cuarto, sería cuando los padres, intentan acelerar el proceso
de maduración de sus hijos y ellos lo rechazan ya que no se sienten
preparados, por eso retardan su crecimiento y desarrollo.

4.2.1 COMUNICACIÓN ENTRE ADOLESCENTES Y PADRES.


5. ORIENTACIÓN A PADRES ADOLESCENTES

Una de las partes más difíciles dentro de una relación es establecer límites.
Si sus hijos dentro de su propia familia tienen reglas bien definidas van a
tener mayor facilidad en establecer límites en sus relaciones fuera del
hogar.

5.1 ESTABLECER LÍMITES Y REGLAS A HIJOS


ADOLESCENTES.
Los Límites Dentro de la Familia
Los niños y los adolescentes necesitan límites para crecer felices,
saludables y tener éxito en sus vidas futuras. Es importante que establezcan
desde un principio un sistema consistente de reglas, normas y
consecuencias dentro de su relación como padres e hijos.

El primer paso es establecer reglas básicas para conducir cualquier tipo de


discusión que se esté volviendo tensa:

• No se insulten.
• No den “golpes bajos,” como atacar a otra persona o mencionar sus
puntos débiles.
• Sólo hablen sobre cosas que han sucedido los últimos tres días.
Nunca traigan dentro de las discusiones viejos resentimientos o
problemas no resueltos.
• No tengan una conversación si uno de ustedes se siente solo,
enojado, cansado, con hambre o enfermo.
• Nunca utilicen las palabras “siempre” y “nunca.”
• No involucren en la conversación a terceros, como hermanos o
amigos.

Usted necesita establecer estructura y dirección clara para la conversación.


Sea consistente y cumpla con lo que dice. Continúe entrenando a sus hijos
a desarrollar estas herramientas para resolver discusiones hasta que las
hayan aprendido bien.

Existen dos métodos específicos que puede utilizar para evitar argumentos:

Esponjas - Utilice frases o palabras, como por ejemplo, “Si” o “Continúa,”


que le ayudan a mantener la conversación sin crear argumentos o ignorar
los sentimientos de sus hijos.
Por ejemplo: Adolescente: “No entiendo por qué debo venir antes de
medianoche.”
Padre: “Si. “¿Hay algo más que me quieras decir?”

Deflectores - Si la situación se intensifica, manténgase concentrado en el


problema que están discutiendo, desviando los comentarios de su hijo y
repitiendo la regla de comportamiento que su hijo necesita seguir.

Por ejemplo: Adolescente: “Todo el mundo se va a quedar hasta la


medianoche.
Padre: “No importa, siempre tu hora de regresar a casa es las once.”

Estableciendo Normas
Haga el tiempo para sentarse a conversar con su adolescente sobre las
normas para salir en citas, realizar actividades con amigos o salir a fiestas.
Piense cuál debe ser la conducta apropiada para la edad de su hijo y lo que
es mejor para su seguridad. ¿Tiene su hijo o hija dinero para hacer una
llamada o un teléfono celular con el que le puede contactar en caso de
emergencia? Asegúrese de que su hijo sabe que le puede llamar a cualquier
momento para pedir ayuda, sin importar la situación en que su hijo se
encuentre. Si es necesario establezcan códigos. De esta forma, si su hijo o
hija se encuentra en una situación difícil, le va a ser más fácil contactarse
con usted para recibir su consejo, intervención o ¡rescate!

Si su hijo o hija va a asistir a una actividad o fiesta, considere preguntar si


va a haber otros padres supervisando la actividad; asegúrese personalmente
llamando por teléfono de que van a haber otros padres presentes. Sepa las
edades de los adolescentes que van a asistir, y quien va a proporcionarles
transporte.
Finalmente, asegúrese de establecer con su adolescente una lista de normas
negociables y no negociables. Por ejemplo:

No Negociables

No usar drogas, alcohol o tener relaciones sexuales.


Asegúrese que su hijo le ha contado sobre TODOS sus planes para la
actividad.
No ir a fiestas que no tengan supervisión de otros padres.

Negociables

Hora de llegar a casa


Dinero ¿límite?
Transporte

Los Límites para los Adolescentes


Trate de explicarle a su hijo o hija adolescente que es posible que a veces
se encuentre en situaciones donde no se va a comportar como quisiera
simplemente porque no va a estar preparado(a) para enfrentar dichas
situaciones. Es de vital importancia que su adolescente sepa con
anticipación lo que va a hacer si se encuentra en una situación difícil antes
de que ésta ocurra.

Por ejemplo, un adolescente puede involucrarse sexualmente sin querer si


no sabe los pasos que llevan hacia la excitación sexual. Ayude a su
adolescente a reconocer sus sentimientos físicos y explíquele que, a pesar
que estos sentimientos son normales y saludables, no necesariamente tiene
que actuar para satisfacerlos. Enfatice que la mejor forma de mantener el
control es evitar involucrarse en situaciones que le puedan causar
sentimientos intensos y llevarle a la intimidad física. Las drogas, el alcohol
y otros jóvenes que usan estas substancias pueden hacerle difícil cumplir
con su compromiso de abstinencia. Ayúdele a su hijo o hija a mantenerse
concentrado en actividades positivas y en su futuro.

La disciplina

La disciplina sigue siendo tan importante en la educación de un adolescente


como durante el resto de la infancia. La diferencia es que conforme se van
haciendo cada vez mayores, los adolescentes cuestionan cada vez más las
normas y límites que sus padres les imponen. Sin embargo la disciplina es
una herramienta básica en la formación de una persona responsable y
estable, así que es muy importante tener unas normas y límites bien
definidos y exigir que todos los respeten.

Una manera de hacer que sus hijos adolescentes obedezcan sus reglas es
ayudándoles a fomentar un comportamiento responsable a través de las
siguientes técnicas:

• Ayudarles a expresar sus sentimientos. Si un hijo adolescente le


pega a un hermano menor, es importante preguntarle por qué lo ha
hecho, y pensar en otras formas de desahogar su enfado
• Expresar reconocimiento cuando su hijo adolescente logra
comportarse como es debido. Si llega a casa a la hora acordada por
ejemplo, darle las gracias. Si obtiene buenas notas en la escuela,
darle la enhorabuena

• Dar ejemplo. Si un padre o una madre le grita a su hijo adolescente,


está enseñándole indirectamente que es una opción válida en caso de
desacuerdo, en vez de enseñarle negociar o debatir. En vez de gritar,
pare y cuente hasta diez antes de hablar y enseñarle a tu hijo a
discutir de forma sosegada e inteligente. Los gritos solamente
alejarán más a su adolescente.

• Darle alguna margen de decisión en el momento de organizar las


tareas que debe realizar. Sentarse con su hijo, papel y lapiz,
explicarle todas las tareas domésticas, y decidir conjuntamente
cuáles serán su responsabilidad

• Ser fiel a tus principios. Probablemente has escuchado muchas


veces estos típicos reproches de hijos adolescentes: "Siempre soy la
primera que se tiene que ir a casa"; "Pues los padres de Pedro le
dejan hacerlo"; "Los padres de Marta la dejan hasta las 12.00...". Y
es fácil tener la tentación de ceder. Pero todos tenemos nuestros
propios valores, y es importante que nuestros hijos adolescentes
aprendan a respetar los nuestros. Explícales que todos somos
distintos, y cuando protestan y dicen que ojalá su familia fuese
distinta, respira hondo y recuerda que esta es una reacción típica en
los adolescentes y realmente no piensan así. Simplemente forma
parte de la adolescencia cuestionar el sistema que les sigue
controlando e intentar mover los límites.

6º POSIBLES PROBLEMAS QUE SE PRESENTAN EN LA


ADOLESCENCIA Y SOLUCIONES A LOS MISMOS (basándonos en
un foro de Internet de padres de adolescentes)

1º. PROBLEMA

Publicado: Mar Feb 20, 2007 4:12 pm Asunto: MI HIJA NO ACEPTA


NINGUNA NORMA
HOLA SOY UNA MADRE TOTALMENTE DESESPERADA, TENGO
UNA HIJA DE 16 AÑOS ,HA INICIADO UNA RELACION CON UN
HOMBRE MAYOR QUE ELLA Y CON UNA REPUTACION MUY
DUDOSA Y CONFLICTIBA, ESTOY LUCHANDO PARA QUE LO
DEJE PERO MI LUCHA ES EN VANO, ESTA PERSONA TIENE
MUCHOS VICIOS Y NINGUNO BUENO, MI HIJA ME HA
AMENAZADO CON MARCHARSE DE CASA SI NO LA DEJO SALIR
CON EL, Y ME DA MUCHO MIEDO LAS CONSECUENCIAS QUE
ME PUEDA OCASIONAR. OS SUPLICO AYUDA Y CONSEJOS
,PARA PODER DESACER ESTA RELACION. GRACIAS.

SOLUCIÓN Y RESPUESTA ANTE EL PROBLEMA

Lo primero hemos observado el comentario de que su hija no acepta


ninguna norma y nos preguntamos si el problema viene de ahora o si ha
aceptado las normas has ahora, por otro lado, es un tema complicado ya
que es intervenir en sus sentimientos y resulta difícil.
Tendría que pensar que es una etapa de su vida muy importante y que le va
a marcar bastante, por lo que todo lo que haga, tiene que ser con tacto. Lo
primero podría intentar hablar con ella y razonar que si el chico le intenta
hacer el mínimo de daño, que aparentemente para la madre ya se lo está
haciendo, pero que sea también para la hija, pueden hacer un trato que si lo
hace, lo dejará. De todas formas hasta que se estrelle ella misma no se dará
cuenta ya que ahora mismo ella vé al chico ese como un dios y a la madre
como el diablo pero seguramente no dejará que le arruine la vida. En los
adolescentes cuanto más se les prohíbe, más les resulta atractivo así que lo
mejor es darle confianza, y una vez que confíe intentar establecerle las
normas.
En cuanto lo de irse de casa, aconséjela pero que se dé cuenta ella misma
de las consecuencias que ello atrae pero nunca deje de apoyarla.

2º. PROBLEMA

Publicado: Vie Ene 05, 2007 10:19 pm Asunto: las horas

Hola. Quiero compartir con vosotros el infierno que me han supuesto los
días de fiesta de este año. Mi hija cree que tiene derecho a salir hasta las
tantas todas las noches, tan solo porque ha aprobado todo y, además, sus
amigos tienen una hora más tarde que la que yo le impongo. Son luchas
diarias tontas y agotadoras. Y digo yo, ¿qué hora ponéis otros padres?
Como me dice que soy la más estricta de todas las madres, pues me interesa
saberlo. Yo digo que los fines de semana, que esté en casa a las 3.00 (tiene
16 años). Y en noche vieja, le he dejado hasta las 7.00 (me parece una
barbaridad), con la condición de que yo iba a recogerla y comprobar el
estado que el que se encontraba por si acaso. Pues todo le sabe a poco.

SOLUCIÓN AL PROBLEMA

En primer lugar, todos los adolescentes deben de tener unas normas, y


tienen que respetarlas. Por lo que cuenta, ese horario es muy generoso, y
más teniendo en cuenta que todavía no tiene la mayoría de edad, 18 años.
En cuanto a las horas a mi me parece que los menores de 18 años no deben
salir más que a sitios muy controlados sin alcohol y sin tabaco.

Debe tener firmeza con los límite que le imponga. Es lo más importante,
para la madre primero y luego para la hija. Si le nota que duda siempre le
va a pedir un poco más..

No a todos los chavales se le pueden poner las mismas horas, dependiendo


la confianza y la responsabilidad que tengan.
Muy importante conocer las amistades, porque pensar que los chicos que
salen por las noches buscan lo no pueden hacer por el día.
7º REALIZACIÓN DE DOS ENTREVISTAS A ADOLESCENTES
DE DIFERENTE SEXO.

Entrevistado: Asier González


Edad: 19 años.
Sexo: Masculino.
Relación con el entrevistador: Amigos
Fecha: 27 de Diciembre de 2007.
Lugar: Bilbao
Hora: 20:00 de la tarde.
Duración: 30 min.

 Concepción, importancia y naturaleza de la amistad

- ¿Qué es para ti un amigo?


Una persona que está siempre junto a ti en los momentos malos como
en los buenos

- ¿Qué tienes más, amigos o amigas? ¿Por qué? ¿Con qué frecuencia
estás con ellos?
Mas amigos porque para salir de juerga son mejores. Pues con
algunos todos los días y con el grupo entero sólo los fines de
semana, entre semana estamos poquitos, porque entre que
algunos/as se han echado novio/a y otros tienen cosas que hacer…

- ¿Dónde conociste a tus amigos?


En la escuela y haciendo deporte, futbito

- ¿Qué te gusta más, tener amigos o tener amigas? ¿Por qué?


Tener amigas está bien, siempre puede caer alguna…(se rie) no, en
serio, tener de los dos sexos está bien aunque a la hora de contar
mis cosas y eso prefiero contarles a mis amigos
- ¿Crees que es importante tener amigos?
Es muy importante, porque con ellos puedes hablar de muchas
cosas, te olvidas de los problemas y lo pasas bien con ellos

- ¿Cómo crees que te sentirías si no tuvieses amigos o amigas? ¿Por


qué?
Me sentiría solo porque no tendría con quien salir de casa ni con
quien compartir mis cosas

- ¿Qué esperas de tus amigos?


Su amistad y que nunca me fallen

- ¿Qué sientes hacia tus amigos?


Amistad, cariño... aunque por alguna de mis amigas he sentido algo
mas (se ríe)

- ¿Qué crees que es lo más importante de las relaciones de amistad?


La confianza, el respeto…

- ¿Qué cosas o actividades haces con tus amigos? ¿Y con tus amigas?
Salir d fiesta, ir a tomar algo a algún bar, así de mientras echamos
un billar o unos dardos o sino estamos en la lonja. Normalmente
hago lo mismo con mis amigos q con mis amigas pero paso más
tiempo con mis amigos
- ¿Qué te gusta más, estar con un solo amigo haciendo algo o estar a la
vez con varios?
Pues mejor en grupo así la cosa es mas entretenida y hay mas
diversión pero hay veces que quedamos unos colegas, poquitos, no
todo el grupo junto ,entre semana por ejemplo, y jugamos a la play
en la lonja, vemos el fútbol o hacemos algo y eso también me gusta

 Proceso de hacerse amigo, selección, mantenimiento y terminación de la


amistad.

- ¿Cómo consigues hacerte amigo de otra persona?


Al principio puede costarte pero poco a poco hablando con el o ella
mas o menos sacas las cosas en parecido y consigues entablar una
amistad, se suelen conseguir mas que nada en el colegio, mi grupo
de ahora lo conseguí allí

- ¿Podrías ser amigo de cualquier persona de tu edad? ¿Por qué?


¿Cómo eliges a tus amigos?
Yo creo que si, no tengo ningún problema en hacer amigo/as, soy
una persona muy abierta, los que mejor me caen esos serán mis
amigos posiblemente

- ¿Podrías ser amigo de tu padre? ¿Y de tu madre? ¿ Y de tu hermano


ó hermana?
No, yo creo que mi padre es mi padre y mi madre es mi madre por lo
tanto, algo mas que un amigo o amiga no es la persona que me ha
criado y me ha educado, si podría llegar a ser amigo de mi
hermana.

- ¿Podrías ser amigo de una persona de mucha más edad que tú? ¿Por
qué? ¿Y de una persona de menor edad? ¿Por qué?
Si, creo q para la amistad no tiene porque haber edades, si una
persona te cae bien no vas a negar tu amistad porque sea de
diferente edad a la tuya aunque si es verdad que siempre se tiende a
ser amigo de gente de mas o menos tu misma edad

- ¿Hay que hacer algo para continuar siendo amigo de alguien con
quien ya tienes amistad? ¿El qué? ¿Por qué?
Si, hay que seguir con esa amistad, hablando con el o ella,
preocupándote por el o ella, porque sino puede caer en el olvido y
perderse la amistad poco a poco
- ¿Qué sientes cuando os enfadáis?
Me siento mal ,pero intento solucionarlo lo antes posible

- ¿Por qué razones ó motivos os soléis enfadar?


Normalmente por tonterías, como por ejemplo, por alguna chica.

- ¿Cómo resolvéis el problema?


Hablando o dejando que pase el tiempo, al final todo se nos olvida

- ¿Qué razones o motivos te pueden llevar a dejar de ser


definitivamente amigo de alguien?
Me tiene que haber fallado mucho, o descubrir que esa persona es
muy falsa

- ¿Te ha sucedido esto alguna vez? ¿por qué fue? ¿Qué sentiste?
¿Cómo crees que te sentirías si te ocurriera?
No por suerte no y espero que no me pase, ojalá!

- ¿Crees que tus amigos y amigas de ahora van a serlo para siempre?
¿Para toda la vida? ¿Por qué?
Espero que si, porque estoy muy bien con ellos y les aprecio un
montón, a no ser que pase algo gordo y nos separemos
 Amigos, conocidos y amistad íntima.

- ¿Todos tus amigos y amigas lo son en la misma medida? ¿Todos tus


amigos son igual de amigos? ¿Por qué lo notas? ¿Qué cosas haces
con unos y con otros?

No, siempre hay algunos especiales, con ellos lo pasas mejor a veces
o sin mas, t ienes mas confianza en ellos, les cuentas cosas que a los
demás no…

- Entre todos los amigos y amigas que tienes ahora, ¿ Alguno lo es de


forma especial o muy especial, es más amigo o amiga de ti que del
resto?
Si hay alguno/a que son especiales

- ¿Qué sientes hacia éste amigo especial y que tipo de actividades


realizas con el?
Las actividades suelen ser las mismas, lo que pasa que igual estas
mas tiempo con el/ella

- ¿Cómo y porqué habéis logrado hacer esta amistad tan especial?


Porque tenemos cosas en común y porque nos conocemos desde
hace mucho tiempo

- ¿Te resultaría posible tener más de un amigo o amiga especial?


Si se podría tener ,porque creo que siempre hay más de uno que te
cae muy bien y te compenetras con el o ella bien

En Galdakao, a 27 de diciembre de 2004


Entrevistada: Laura Gómez
Edad: 19 años.
Sexo: Femenino.
Relación con el entrevistador: Prima
Fecha: 28 de Diciembre de 2007.
Lugar: En Leioa.
Hora: 13:20 del mediodía
Duración: 25 minutos

 Concepción, importancia y naturaleza de la amistad

- ¿Qué es para ti un amigo?


Un amigo es una persona en la que puedes confiar y contarle tus
cosas con toda confianza

- ¿Qué tienes más, amigos o amigas? ¿Por qué? ¿Con qué frecuencia
estás con ellos?
Mas amigas, todo el tiempo que puedo

- ¿Dónde conociste a tus amigos?


En la escuela y en el barrio, mis amigos de ahora son los que tengo
desde pequeña y también tengo algunos nuevos , claro

- ¿Qué te gusta más, tener amigos o tener amigas? ¿Por qué?


Me gusta tener amigos de los dos sexos, me es indiferente, con tal de
que sean amigos pero si que paso mas tiempo con amigas y a la
hora de hablar cosas concretas como por ejemplo el tema de
chicos, prefiero contárselo a una amiga.

- ¿Crees que es importante tener amigas?


Si, y mucho, son muy importantes, yo no sé que haría si no tendría
- ¿Cómo crees que te sentirías si no tuvieses amigos o amigas? ¿Por
qué?
Sola, aislada de la sociedad y eso no “mola”, a mi me gusta estar
siempre rodeada de gente

- ¿Qué esperas de tus amigas?


Que sigan siendo mis amigas por mucho tiempo, poder estar con
ellas, contarles todo lo que me preocupe y que me ayuden como yo
lo haré con ellas, no pido mas de cómo son ahora

- ¿Qué sientes hacia tus amigas?


Respeto, cariño, y una gran amistad

- ¿Qué crees que es lo más importante de las relaciones de amistad?


El respeto mutuo, la sinceridad y el conocerse

- ¿Qué cosas o actividades haces con tus amigos? ¿Y con tus amigas?
Con mis amigas ir de compras, ir al cine, salir a dar una vuelta,
halar de chicos… (se ríe) y con los chicos…pues…salir de fiesta, ir
a tomar algo…

- ¿Qué te gusta más, estar con una sola amiga haciendo algo o estar a
la vez con varias?
Contra mas amigas juntas mejor aunque también me gusta quedar
en plan con una amiga y tomar algo, contarnos cosas, eso lo suelo
hacer con las que mejor me llevo

 Proceso de hacerse amigo, selección, mantenimiento y terminación de la


amistad.

- ¿Cómo consigues hacerte amiga de otra persona?


Hablando con el/ ella, siendo simpático escuchándole, comentando
cosas...

- ¿Podrías ser amiga de cualquier persona de tu edad? ¿Por qué?


¿Cómo eliges a tus amigas?
Si, yo creo que si, aunque prefiero ser amiga de personas mas o
menos mi edad

- ¿Podrías ser amigo de tu padre? ¿Y de tu madre? ¿ Y de tu hermano


ó hermana?
Si creo que si podría serlo, de hecho creo q lo soy, hay confianza
entre nosotros, cariño…y de mi hermano o hermana pues no lo sé
porque como no tengo…(se ríe)
- ¿Podrías ser amigo de una persona de mucha más edad que tú? ¿Por
qué? ¿Y de una persona de menor edad? ¿Por qué?
Si, en verdad tengo amigos que son mayores que yo, también podría
ser amigo de una persona de edad inferior a la mía solo tienen que
tener lo que yo creo que es imprescindible para un amigo.

- ¿Hay que hacer algo para continuar siendo amigo de alguien con
quien ya tienes amistad? ¿El qué? ¿Por qué?
Si, seguir relacionándote con el y no perder el contacto por mucho
tiempo sino podría perderse la amistad.

- ¿Qué sientes cuando os enfadáis?


Un enfado inmenso, pero a los 5 minutos ya se nos ha pasado el
enfado y nos reconciliamos.

- ¿Por qué razones ó motivos os soléis enfadar?


Por tonterías normalmente, cosas sin importancia pero que suelen
terminar en discusión

- ¿Cómo resolvéis el problema?


Pues hablándolo, recapacitando

- ¿Qué razones o motivos te pueden llevar a dejar de ser


definitivamente amigo de alguien?
Que te traicione, que no cumpla su palabra, que te humille... Por
suerte no me ha ocurrido nunca.
- ¿Te ha sucedido esto alguna vez? ¿por qué fue? ¿Qué sentiste?
¿Cómo crees que te sentirías si te ocurriera?
No, no me ha ocurrido aunque si reconozco que he perdido el
contacto con gente, por la distancia, que hemos perdido el contacto,
pero seguimos siendo amigas

- ¿Crees que tus amigos y amigas de ahora van a serlo para siempre?
¿Para toda la vida? ¿Por qué?
Espero que si, creo que ellos son mis verdaderos amigos, los que se
preocupan por mi y me han ayudado en muchas cosas así que
supongo que lo serán para siempre

Amigos, conocidos y amistad íntima.

- ¿Todos tus amigos y amigas lo son en la misma medida? ¿Todos tus


amigos son igual de amigos? ¿Por qué lo notas? ¿Qué cosas haces
con unos y con otros?

Para mi son todos mis amigos por igual ninguno mas que otro/a,
todos son mis amigos.

- Entre todos los amigos y amigas que tienes ahora, ¿Alguno lo es de


forma especial o muy especial, es más amigo o amiga de ti que del
resto?
Si, siempre hay algún amigo/a especial, con el que te llevas mejor
pero para mí todos son mis amigos

- ¿Qué sientes hacia éste amigo especial y que tipo de actividades


realizas con el?
Es que es más o menos como los demás, sólo que le suelo contar
más sobre mis cosas

- ¿Cómo y porqué habéis logrado hacer esta amistad tan especial?


Nos conocemos desde siempre y a lo mejor es porque hemos
conectado mejor

- ¿Te resultaría posible tener más de un amigo o amiga especial?


Si, soy una persona muy sociable y suelo abrirme mucho a la gente,
siempre está bien tener muchos amiga/os

DESCRIPCIÓN DE LOS ASPECTOS QUE CAMBIAN DE UNOS SUJETOS A


OTROS.

Después de haber entrevistado a cada uno de los sujetos, he visto que


no hay gran diferencia en las respuestas del chico y de la chica.
Tanto uno como otro coinciden en que los amigos son de gran
importancia, vitales para esta vida, no se imaginan la vida sin tener amigos,
los dos coinciden en que se sentirían solos.

A la hora de realizar actividades, podemos ver como cada uno las


realiza más con los de su mismo sexo.

El chico también realiza actividades con chicas y al revés, pero tienden más
a estar con los de su mismo sexo
Apreciamos que las actividades de un sujeto a otro cambian.
Las chicas prefieren ir de compras, al cine, a una cafetería a tomar algo,
hablan de chicos…; y los chicos tienden más a estar en la lonja jugando a la
play, viendo el fútbol...

Los dos sujetos valoran mucho la sinceridad, respeto, la amistad que


han conseguido tener hasta ahora.

Tanto la chica como el chico entrevistados, opinan lo mismo sobre si


es mejor estar en grupo o con una persona sola.

Los dos dicen que prefieren estar todo el grupo junto ya que para ellos así
es más divertido y se lo pasan mejor, pero que también les gusta de vez en
cuando estar pocos.

En la pregunta sobre si podrían llevar una relación con sus padres


teniéndolos como amigos, el chico nos ha respondido que no, que considera
a sus padres como padres y nada más, no cree que se pueda llevar una
relación así con ellos.
En cambio, la chica nos ha dicho que sí podría, que de hecho la tienen y
mantienen una buena relación como padre/hija y como amigos.

Para los dos les es indiferente la edad de la persona en cuanto a la


hora de mantener una amistad, a ninguno les importa la edad, sino como es
la persona.

CONCLUSIONES
Hemos observamos una gran importancia en la relación entre padres e hijos
adolescentes ya que aunque en una familia hay diversos tipos de
relaciones, la buena relación entre padres e hijos es una de las
imprescindibles para el buen desarrollo familiar.

Podríamos hablar de que si la pareja no lleva una buena relación, esto


llevará a la familia a un problema difícil de resolver, es lo mismo
con los problemas entre padres e hijos, pues si no se lleva una
buena relación entre los mencionados, la familia sufrirá una
desintegración tan grave como la de los problemas de la pareja, es
por eso que en este trabajo se tocan algunos de los problemas que
pueden llevar a los padres y a los hijos a llevar una relación sana y
tan bien llevadera que con el paso del tiempo se convertirá en una
base para las próximas generaciones.

En la adolescencia son muchos los valores que están presentes, y muchos


de estos jóvenes no tienes presentes estos valores con los que deberían
contar. La influencia de los amigos o de la sociedad en la que el
adolescente puede ser una influencia negativa.

Son muchos los cambios los que se producen en esta etapa, en algunos
adolescentes se notan mas y en otros menos, pero todos cambian, tanto
física como mentalmente, por lo que la relación con los padres
normalmente también cambia y puede empeorar, suelen comenzar
distanciándose de ellos hasta el punto de que se pueden sentir avergonzados
de ellos y no querer reconocer en presencia de los demás algún parecido
con ellos.
Estos cambios y comportamientos para los padres tampoco resulta nada
fácil, ya que para un padre la buena relación con el hijo es imprescindible y
los cambios de comportamiento, la independencia, etc.. son difíciles de
asimilar o de controlar en diferentes situaciones, por ello, nos ha parecido
interesante tratar la etapa de la adolescencia con los padres ya que parece
una etapa que requiere mayor ayuda y atención en la educación de los
adolescentes.

Comparando estas dos encuestas realizadas a adolescentes no vemos


muchas diferencias entre uno y otro, los dos más o menos piensan igual
sobre las amistades.

Han reconocido que suele haber algunos enfados, los cuales no


tienen casi importancia pero que suelen llegar a discusión. La chica no nos
ha especificado ningún tipo de enfado pero el chico si que nos ha dicho,
que alguno que otro ha sido por el tema de chicas. Los dos han coincidido
en que la mejor manera de solucionar los problemas es hablando y
recapacitando sobre lo ocurrido.
Con esto vemos que tanto uno como otro tienen bastante madurez a la hora
de solucionar los problemas con sus amigos.

Para ellos no es importante la edad que tenga la persona para


relacionarse con ellos, lo que realmente les importa y valoran, es la persona
en sí, por eso no tendrían ningún problema en mantener una amistad con
ellos.

Las actividades que realizan cada uno, son diferentes, a las chicas les
gusta mas ir de compras, al cine, hablar sobre chicos; en cambio los chicos
prefieren quedarse en un sitio, como en una lonja por ejemplo, hablar de
sus cosas, como de fútbol, jugar a la play…

Al entrevistar a los dos sujetos hemos visto cómo cada uno estaba
muy seguro de lo que decía acerca de la amistad que tienen con sus amigos,
valorándola mucho.
Rakel Llamosas Díaz
Sara Ferrero Silva
3º Educación Social