Está en la página 1de 9

EL GRAN COLISIONADOR DE HADRONES

PAPER N° 4 - Gestión del Conocimiento


MASTER en Ingeniería Industrial

I. El LHC, el mayor acelerador de partículas del mundo que descubrió el Bosón de


Higgs, se ha reiniciado tras una obra de dos años que ha renovado la
instalación

El interior del Gran Colisionador de Hadrones (LHC) en el CERN de Ginebra. CERN

La comunidad científica celebró una resurrección la esperada puesta en marcha del


renovado Gran Colisionador de Hadrones (LHC) en el Laboratorio Europeo de Física de
Partículas (CERN) de Ginebra. Tras una compleja obra de renovación que ha durado dos
años, el mayor acelerador de partículas del mundo -donde en 2012 se descubrió el bosón
de Higgs- por fin ha vuelto a despertar para iniciar una nueva etapa de investigaciones en
la vanguardia de la física.

Gran Acelerador de Partículas. La Revolució n de la Gestió n del Conocimiento / PAPER N° 4 / J. Baeza A. Pá gina 1
En esta nueva etapa del LHC, los científicos del CERN -entre los que hay más de 500
investigadores españoles- esperan abrir la puerta al descubrimiento de nuevas partículas
elementales más allá del llamado Modelo Estándar, y encontrar por primera vez pruebas
concretas de la enigmática materia oscura.

El relanzamiento del LHC -conocido popularmente como la máquina del Big Bang, porque
recrea los primeros momentos tras el nacimiento del Universo- se retrasó una semana
debido a un fallo eléctrico. Sin embargo, a pesar de este bache en el camino, su primer
ensayo general fue un éxito incontestable. A las 8.41 horas, un primer haz de protones dio
la vuelta a todo el anillo de 27 kilómetros del LHC en un sentido, y poco menos de dos
horas después, otro haz hizo lo mismo en la dirección contraria.

«Hoy, el corazón del CERN vuelve a latir a ritmo del LHC. Es fantástico ver que funciona
perfectamente después de una renovación tan importante», declaró el director general
del CERN, Rolf Heuer, a través de la página web del CERN. «Estoy encantado, como seguro
que también lo están todos los colegas en la comunidad internacional de la Física.
¡Enhorabuena todos! Ahora empieza el trabajo duro».

«Tras dos años de esfuerzo, el LHC está en gran forma», aseguraba por su parte el Director
de Aceleradores y Tecnología del CERN, Frédérick Bordry. «Pero el paso más importante
está aún por dar, cuando incrementemos la energía de los haces hasta un nuevo récord».
Gracias a las obras realizadas durante el parón de los últimos dos años, el LHC podrá
operar a una energía sin precedentes de 13 teraelectronvoltios (TeV) en cada colisión, casi
el doble de su primera etapa de funcionamiento.
Energía duplicada

Con imanes superconductores enfriados a la temperatura de -271 °C, cerca del cero
absoluto, el acelerador más potente del planeta es capaz de hacer circular partículas
simultáneamente en direcciones opuestas en tubos de vacío ultra-alto y a velocidad
cercana a la de la luz. Gigantescos detectores de partículas, ubicados en cuatro puntos de
interacción a lo largo del anillo, registran colisiones que se generan cuando los haces
chocan.

Una vez que el acelerador vuelva a funcionar a pleno rendimiento, los protones darán
unas 11.245 vueltas al LHC cada segundo, produciendo alrededor de 600 millones de
colisiones por segundo. Para hacerse una idea del volumen de información que se obtiene
mediante estos experimentos, basta tener en cuenta que el centro de computación del
CERN almacena más de 30 petabytes de datos de los experimentos del LHC por cada año
de funcionamiento, el equivalente a 1,2 millones de discos Blu-ray.

Gran Acelerador de Partículas. La Revolució n de la Gestió n del Conocimiento / PAPER N° 4 / J. Baeza A. Pá gina 2
«La vuelta de los haces al LHC es una recompensa al duro trabajo de muchos equipos de
personas», aseguró por su parte el Director del Departamento de Haces del CERN, Paul
Collier. «Es muy gratificante para nuestros operadores volver al centro de mando para
poner en marcha cuidadosamente, paso a paso, el que es efectivamente un nuevo
acelerador».

Según explicaba el CERN en un comunicado, la renovación de la máquina del Big Bang


-construida a 100 metros bajo tierra en la cordillera del Jura, justo en la frontera entre
Francia ySuiza- ha sido una tarea hercúlea. Se han consolidado unas 10.000 conexiones
eléctricas entre los imanes, y se han reforzado y mejorado los sistemas de criogenia, vacío
y electrónica. Además, los haces se configurarán de forma que producirán más colisiones,
al empaquetar los protones más cerca unos de otros y reducir el tiempo entre estos
paquetes de partículas.

En todo caso, a pesar de que la primera prueba de ayer fue un rotundo éxito y un paso
crucial hacia el relanzamiento definitivo del acelerador, aún será necesario esperar
bastantes meses hasta que lleguen los primeros resultados en esta nueva fase de
experimentación. Según reconocían ayer los expertos del CERN, no se prevé que se pueda
anunciar ningún descubrimiento nuevo al menos hasta la mitad de 2016.
En busca del universo oscuro

El director general del CERN, Rolf Heuer, está convencido de que el renovado LHC, cuya
potencia casi se ha duplicado, va a aumentar de manera notable su potencial para lograr
nuevos descubrimientos sobre los orígenes del Universo y la naturaleza de la materia.
Según explicó a ELMUNDO en una reciente visita a Madrid, es probable que el nuevo
acelerador sea capaz de encontrar nuevas partículas más pesadas que las que se
producían cuando la máquina tenía la mitad de su actual potencia. «Eso sería genial.

Porque cada nueva partícula que descubramos, puede abrir la puerta hacia el Universo
oscuro», explica. Se espera, por lo tanto, que el nuevo LHC abra la puerta al conocimiento
de la misteriosa materia oscura que forma el 25% del Universo (la materia que conocemos
y que forma la Tierra, las estrellas o a nosotros mismos supone tan sólo el 5%). Por eso,
Heuer cree que el impacto de los descubrimientos del nuevo LHC «puede ser incluso
mayor que el hallazgo del bosón de Higgs. Cualquier cosa que aparezca ahora será algo
nuevo».

Gran Acelerador de Partículas. La Revolució n de la Gestió n del Conocimiento / PAPER N° 4 / J. Baeza A. Pá gina 3
II. El LHC descubre el pentaquark
Científicos en el mayor acelerador de partículas del mundo anuncian el hallazgo de una
exótica partícula compuesta de cinco quarks cuya existencia fue predicha hace medio siglo

Un operario examina el experimento LHCb / NSF

Los científicos del mayor acelerador de partículas del mundo, el LHC de Ginebra, han
descubierto una nueva partícula: el pentaquark.

El hallazgo, anunciado hoy por el laboratorio europeo de física de partículas CERN, lo ha


hecho el equipo del experimento LHCb y confirma la existencia de una nueva forma de
organizar la materia a nivel subatómico. El pentaquark recibe su nombre porque está
compuesto de cinco partículas fundamentales.

Toda la materia que conocemos se organiza a nivel subatómico de diferentes maneras.


Los protones y los neutrones, por ejemplo, están formados por tres quarks. Otro tipo de
ensamblaje lo componen los mesones, formados por pares de quarks hechos de materia y
antimateria. Más allá de estas dos categorías, se sabía que la materia podía componer
otras variantes más exóticas que, sin embargo, nunca habían sido observadas.

Gran Acelerador de Partículas. La Revolució n de la Gestió n del Conocimiento / PAPER N° 4 / J. Baeza A. Pá gina 4
Una posible estructura del pentaquark / CERN

El experimento LHCb ha permitido ahora encontrar una nueva variante formada de cuatro
quarks de materia convencional y un antiquark, hecho de antimateria.

“Vimos un pico en las gráficas muy parecido al que se veía cuando el bosón de Higgs fue
descubierto”, explica a Materia Guy Wilkinson, portavoz del experimento, uno de los
cuatro grandes del CERN.

Curiosamente los datos aparecieron en la primera ronda de experimentos en el CERN, que


terminó hace dos años. No fue hasta hace tres o cuatro meses que los científicos se
toparon con esos datos. Hasta hace muy poco se estuvo comprobando que lo que veían
no podía deberse a otra cosa sino a la existencia de una nueva partícula, explica
Wilkinson. Ahora, el nivel de confianza está alrededor de nueve sigma, muy por encima de
los cinco que se necesitan en física para reclamar un descubrimiento, resalta. Los detalles
del hallazgo, anunciado hoy, están disponibles en arxiv.org y se han enviado a la revista
Physical Review Letters.

Dentro del estándar

Vimos un pico en las gráficas muy parecido al que se veía cuando el bosón de Higgs fue descubierto

El primero en proponer la existencia de mesones y bariones hacia más de medio siglo fue
Murray Gell-Mann en 1964, lo que le valió el Nobel de Física en 1969. Su modelo también
predecía la existencia de partículas compuestas más exóticas como la recién descubierta.

Esta nueva partícula “nos puede permitir entender de qué está compuesta la materia
ordinaria, los protones y neutrones de los que estamos hechos”, dice
Wilkinson.Probablemente, añade, no haya solo un tipo de pentaquark sino varios, y ahora
toca buscarlos durante la presente ronda de experimentos en el LHC.

El objetivo más preciado del LHC, que ha empezado a funcionar al doble de potencia, es
encontrar física más allá del llamado modelo estándar, que describe las leyes físicas que
gobiernan la materia conocida. El nuevo hallazgo no llega a tanto, aunque es de gran
importancia.

Gran Acelerador de Partículas. La Revolució n de la Gestió n del Conocimiento / PAPER N° 4 / J. Baeza A. Pá gina 5
"El modelo de quarks, propuesto hace más de 50 años no excluye la posibilidad de que
existan partículas formadas por más de tres quarks, pero estos llamados hadrones
exóticos solo empezaron a dar muestras de su existencia hace pocos años", ha explicado
Juan Saborido, responsable del grupo de la Universidad de Santiago de Compostela
participante en LHCb, en una nota de prensa del CPAN.

Para el investigador español, el descubrimiento de estas nuevas partículas formadas por


cinco quarks, "no implica física más allá del Modelo Estándar, pero es un hallazgo muy
importante para el entendimiento de la estructura de los hadrones".

El pentaquark ha sido descubierto observando los productos de colisiones entre bariones


y estudiando las partículas resultantes. Así han desvelado la existencia de dos estados
intermedios de la materia cantidad de datos acumulada por el LHV indican la existencia de
la nueva partícula.

“Hemos aprovechado la gran cantidad de datos acumulada por el LHC y la excelente


precisión de nuestro detector para comprobar a qué se deben esas señales”, ha explicado
Tomasz Skwarnicki , científico del LHCb, en una nota de prensa del CERN. “Nuestra
conclusión es que solo pueden explicarse por la existencia de pentaquarks”, añade.

Ahora el gran misterio es cómo se sostienen los pentaquarks. Una posibilidad es que sus
cinco componentes estén bien unidos. La otra es que sean el producto de la unión entre
una barión y un mesón.

III. Collisions again - at CERN's Large Hadron Collider

The European Organisation for Nuclear Research, CERN, is again generating particle-
collisions at a remodelled particle-accelerator. The world's most complex machine is
running with twice the energy as it did before.
17644564 video 1 false tt/tt20140519_cer 0

232 232 The search for da /image/0,,170004

The search for dark matter

At the Large Hadron Collider in Geneva this Wednesday, scientists performed the first
collisions at a rate of 13 teravolts (TeV) - and the LHC is now generating data again. The
LHC was re-started on Easter Monday after two years of renovations and improvements,
and reached its full power of 13 TeV on May 21.

Engineers have run several test collisions. Physicists say they hope this will open the door
to an even deeper understanding of our universe.

Gran Acelerador de Partículas. La Revolució n de la Gestió n del Conocimiento / PAPER N° 4 / J. Baeza A. Pá gina 6
17963900 video 1 false je/je20140929_ce 0

163 163 60 years of CERN /image/0,,179636

60 years of CERN

Since its initial launch in 2008, CERN researchers in Geneva have been using the 27-
kilometer-long particle accelerator to smash protons together at just under the speed of
light. Directly after the collision, the particles break up into their smallest building blocks,
like Hadrons and Bosons. One of them is the Higgs-Boson, a particle that was previously
only known as a theoretical quantity, but its existence was physically proven just before
the LHC was shut down three years ago. The particles are recorded with huge sensors that
have a similar function to light-detecting chips in digital cameras.

Since 2013, what's probably the world's most complex machine has been given a
significant upgrade. And after the relaunch, it is scheduled to have a potential energy of 13
Teraelectron-Volts (TeV). So far its record energy generation was 8 TeV.

Initially, the engineers wanted to go as high as 14 TeV, but eventually decided to limit
themselves - also to reduce the probability of technical defects and failures. "At 13 TeV,
the facility will be much more reliable and stable," Andrey Golutvin says. The professor for
particle physics is working on one of the four huge detectors, called LHCb. This detector is
dedicated to the discovery of asymmetry between matter and antimatter.

DW recommends

Top five quotes: CERN on the Large Hadron Collider, Higgs boson and the universe!
Ever wanted to hold your own in a conversation on particle physics? Well now is the time
as CERN turns 60. Get what you need from these top five quotes. It's CERN in its own
words, and those of others. (26.09.2014)

Slow restart

To make collisions more effective, the CERN physicists are currently testing a new way of
shooting protons through the pipe. The amount of particles in each "bunch" or "packet"
flying through the LHC will be reduced; however, the rate of collisions will be increased.
The distance between packets of flying particles will now be extremely short, requiring
only 25 nanoseconds to transpire. This will make it easier for the detectors to analyze the
data from the collisions.

Gran Acelerador de Partículas. La Revolució n de la Gestió n del Conocimiento / PAPER N° 4 / J. Baeza A. Pá gina 7
Even after the restart, the LHC will first run at a low energy-level. What will follow are
tests and trials of the system, before the first collisions will be recorded in early June.
"Only then can we start collecting data for particle physics," Golutvin explains. "Before
that, the incoming data is mostly interesting for people tasked with running the
accelerator."

After the discovery of the Higgs-particle, the researchers are now hoping to solve other
mysteries. "The new energy-level will enable us to look for heavier particles with three
times more mass than we found before," the Russian physicist says. "This was not possible
in earlier experiments."

Search for super-symmetry

First of all, the researchers want to prove the current standard model for particle physics.
"After discovering the Higgs-Boson, now it is very important to improve the accuracy of
the measurements, to better understand the parameters of that particle," Golutvin says.
"At higher energies, we will be able to detect the Higgs-Boson much more often."

This also increases the probability of finding close relatives of the Higgs-Boson. CERN
researchers have theorized that a field of Higgs-particles fills the universe like invisible
glue, on which particles are rubbing and gaining their mass.

Even more fascinating for the scientists would be physical proof of super-symmetry.

The ALICE detector received new refined layers of sensors during the reconstruction

Gran Acelerador de Partículas. La Revolució n de la Gestió n del Conocimiento / PAPER N° 4 / J. Baeza A. Pá gina 8
This theory postulates that each elementary particle has a heavy counterpart, and that
there are super-particles called Neutralinos. These highly stable particles could comprise
dark matter. Should that mystery be solved by the LHC, it would be another milestone in
the history of the six-billion euro particle accelerator.

Better detectors

Engineers have also used the two-year break to enhance the stability of the accelerator.
To cope with higher potential energy, the upgraded electric contacts have improved the
cooling systems for the supraconducting of electric magnets, and they have put in new
and finer layers of detectors.

Furthermore, the mechanisms for selecting the relevant particle-smashing-events have


been fine tuned. It is impossible to record and process all of the billions of particle crashes
that take place at the LHC. Without some pre-selection, the computers would be quickly
overloaded. However, the amount is still impressive: Before, the LHC processed about 20
million crash-test-pictures per second. Now the rate will increase to 40 million.

More than 10,000 researchers from over 100 countries are participating in the CERN
research. But not all of them are in Meyrin - a suburb of Geneva. While several thousand
work there, many more stay at home and work from their office computers at university
institutes and research institutions all over the world. Twenty-one member states are
financing the lion's share of the research. Germany pays about 20 percent of the annual
budget, which amounts to one million Swiss Francs (850 million Euros).

Gran Acelerador de Partículas. La Revolució n de la Gestió n del Conocimiento / PAPER N° 4 / J. Baeza A. Pá gina 9