Está en la página 1de 14

1

Los ejercicios se realizarán en series de 5 a 10 repeticiones y


luego se realiza el ejercicio con las dos piernas juntas en
extensión y flexión. Se deben realizar al menos dos veces al
día y vigilaremos que una vez que los finalicemos la rodilla
no se inflama o se incrementa de forma significativa el nivel
de dolor si esto ocurriese debemos disminuir la intensidad o
el número de repeticiones podremos aplicar hielo al finalizar
la sesión para evitar esta circunstancia
2
Flexión y extensión de tobillo 10 veces con cada pierna

3
4
Con una pelota pequeña en el suelo apoyamos nuestro pie
sobre el y rodamos el balón hacia adelante y sobre todo
hacia detrás para mejorar nuestra flexión. 10 repeticiones por
cada pierna.

5
6
En el siguiente ejercicio nos sentamos en una mesa o silla
alta dejando las piernas en el aire sin apoyar los pies en el
suelo apoyamos la pierna sanar sobre la pierna limitada y
realizamos una presión posterior para ganar en flexión
mantenemos 5 segundos y relajamos

7
8
9
Este ejercicio se repite 10 veces

10
11
Este ejercicio se repite 10 veces con cada pierna y luego con
las dos piernas juntas 10 repeticiones

12
13
Este ejercicio se repite 10 veces

14