Está en la página 1de 3

http://gydabogados.

com/boletin-al-dia-tributario/la-corte-suprema-senala-que-la-

cancelacion-de-la-detraccion-en-forma-posterior-a-la-emision-del-comprobante-

de-pago-no-implica-la-perdida-del-derecho-al-credito-fiscal/

La Corte Suprema señala que la


cancelación de la detracción en forma
posterior a la emisión del comprobante
de pago no implica la pérdida del
derecho al crédito fiscal
Recientemente ha sido publicada la Casación Nro. 12873-2016-Lima de fecha 14
de junio de 2018 (en adelante la “Casación”), mediante la cual la Sala de
Derecho Constitucional y Social Permanente de la Corte Suprema se pronunció
sobre el siguiente caso:

I. Antecedentes:

El contribuyente interpuso demanda contenciosa administrativa contra las


decisiones del Tribunal Fiscal y la SUNAT vinculadas a dos facturas
cuyo depósito de detracción fue realizado con posterioridad a la emisión y
pago de las mismas.

En etapa administrativa la SUNAT reparó el uso del crédito fiscal alegando


que no se habría cumplido el requisito de pagar la detracción a que se refiere
la Primera Disposición Final (en adelante “PDF”) del Decreto Legislativo N°
940.

En etapa judicial se le dio la razón a la SUNAT en primera instancia y se


confirmó este razonamiento en segunda instancia. Sin embargo, mediante la
Casación N° 11433-2013 se declaró nulo lo resuelto en segunda instancia debido
a defectos de motivación y se ordenó emitir un nuevo pronunciamiento.
En este nuevo pronunciamiento se volvió a confirmar la sentencia apelada, por lo
que el contribuyente, en vía de casación, alegó defectos de motivación e
infracciones normativas que originaron que la Corte Suprema realizara un nuevo
análisis sobre el fondo de la controversia.

II. Posición de la Corte Suprema:

En la Casación se discute, entre otros argumentos, la infracción normativa por


haber interpretado indebidamente la PDF del Decreto Legislativo N° 940, en la
medida que para el contribuyente esta norma implica una modificación tácita
del artículo 19° de la Ley del IGV al añadirle un requisito adicional para la
utilización del crédito fiscal.

Al respecto, la Corte Suprema señala expresamente que la referida norma de


detracciones si modificó tácitamente la Ley del IGV, para efectos de incluir el
requisito de que “se podrá ejercer el derecho al crédito fiscal a partir del
periodo en que se acredite el depósito de la detracción”.

Teniendo en cuenta esta situación, la Corte Suprema se remite a la Norma VIII


del Título Preliminar del Código Tributario, la cual establece la proscripción de
que en vía interpretativa se introduzcan sanciones y se extiendan las
disposiciones tributarias a supuestos no regulados en la ley, por lo que concluye
que no es posible concluir que la cancelación de la detracción en forma
posterior al ejercicio del crédito fiscal, conlleve la pérdida del derecho o del
ejercicio del crédito fiscal.

III. Conclusiones:

De acuerdo a lo antes mencionado, podemos concluir que para la Corte


Suprema la obligación contenida en el Decreto Legislativo N° 940 constituye una
exigencia legal y una obligación impuesta al contribuyente, pero su
incumplimiento solo puede generar las sanciones previstas en el ordenamiento,
por lo que no puede generar el perder el derecho al crédito fiscal o a su
ejercicio, al no estar regulado como consecuencia legal en caso de
incumplimiento de la norma.

Cabe precisar que la Casación también cuestiona que el Decreto Legislativo N°


940 habría inobservado las exigencias de la Norma VI del Título Preliminar del
Código Tributario, que establece que las normas tributarias solo se derogan o
modifican por declaración expresa de otra norma del mismo rango o jerarquía
superior y por lo tanto carecería de eficacia. Sin embargo, la Corte Suprema
concluye que si bien se han modificado los requisitos para el ejercicio del crédito
fiscal, esto solo implica un incumplimiento formal de lo dispuesto por la Norma
VI, por lo que el requisito de cancelación de la detracción no puede ser
considerado inaplicable ni nulo, en aplicación del principio de legalidad.

Cualquier duda o comentario que tenga en relación con las presentes


disposiciones, agradeceremos nos los hagan llegar a las siguientes direcciones
electrónicas: smunoz@gydabogados.com y/o mespinoza@gydabogados.com