Está en la página 1de 7

PROCESOS UNITARIOS (QUIMICOS)

Son aquellas unidades en donde los cambios implican transformaciones químicas de


la materia , por ello constituyen el núcleo del proceso total .
Lo más importante de un proceso unitario no es el equipo en sí (que es un reactor) si
no el mecanismo de la reacción, la velocidad de la misma o el equilibrio que se puede
alcanzar
Existen cambios químicos que se realizan en todas las industrias donde son necesarios,
y ellos pueden ser estudiados también en forma unitaria, sin tomar en cuenta la
industria en la cual se realicen, excepto para las modificaciones características de los
materiales que se emplean o de los productos resultantes, estos cambios se
denominan “PROCESOS UNITARIOS”

1.- Una combustión es toda reacción creada entre el material combustible y el


Comburente, activados por una cierta cantidad de energía, creando y desprendiendo
calor, llamado reacción exotérmica.
Los materiales sólidos,  sufren una destrucción de su estructura molecular cuando se
eleva la temperatura, formando vapores que se oxidan durante el proceso de
combustión.
Los materiales líquidos, en contacto con la cantidad de energía necesaria se vaporizan
mezclándose con el comburente (oxígeno) para dar paso a la llama creándose así el
inicio del incendio.
Como resultado del proceso de combustión, se obtienen los productos de la
combustión. Estos dependen de la naturaleza del combustible, pero en general se
produce vapor de agua, dióxido de carbono y carbón. El hecho de que al quemar
combustible se liberan importantes cantidades de energía, le da a estos materiales una
particular importancia, ya que pueden ser aprovechados para nuestra
utilidad. Las industrias, las fábricas, las plantas de producción de electricidad hacen
uso de la combustión para derivar la energía que requieren para funcionar. En la
actualidad, los hidrocarburos ocupan en primer lugar entre las fuentes de energía

Se pueden distinguir tres tipos de combustión:

 Combustión completa o perfecta: Cuando las reacciones indicadas están


desplazadas totalmente a la derecha, es decir, los componentes se oxidan
completamente, formando dióxido de carbono (CO2), agua líquida (H2O) y en su
caso, dióxido de azufre (SO2), independientemente de la cantidad de aire
empleada en la reacción. Esto implica que el oxígeno presente en el aire, ha sido
cuando menos, suficiente para oxidar completamente los componentes.
 Combustión estequiométrica o neutra: es una combustión completa en la que
se ha empleado la cantidad exacta de aire obtenida a partir de las relaciones
cuantitativas de las moléculas que intervienen en cada reacción. En realidad se
trata de una combustión ideal, que solo puede conseguirse en laboratorio.
 Combustión incompleta: Es aquella cuyos gases de combustión contienen
compuestos parcialmente oxidados llamados inquemados, como: monóxido de
carbono (CO), partículas de carbono, hidrógeno,etc.

2 Oxidación. Es la reacción química a partir de la cual un átomo, ión o molécula cede


electrones; entonces se dice que aumenta su estado de oxidación. Si bien esta
explicación es suficiente en términos prácticos, no es del todo correcta ya que, si bien
la transferencia de electrones siempre va a ocasionar un cambio en el estado de
oxidación, también se puede dar este cambio sin que ocurra una transferencia de
electrones. Como veremos existen varias formas de la misma, como la que se da en un
trozo de manzana con el tiempo, u otros tipos menos domésticos, más conocidos en el
ámbito de las ciencias.
La oxidación es la reacción en la que se adiciona oxígeno a un compuesto orgánico o se
remueven hidrógenos. Se presenta en la Oxidación parcial de gases, Fermentaciones
alcohólicas, Formaldehido
El estado de oxidación de un elemento que forma parte de un compuesto, se
considera como la carga aparente con la que dicho elemento está funcionando en ese
compuesto. Los estados de oxidación pueden ser positivos, negativos, cero, enteros y
fraccionarios.
tipos de oxidación
• Oxidación lenta: La que ocurre casi siempre en los metales a causa del agua o
aire, causando su corrosión y pérdida de brillo y otras propiedades características de
los metales, desprendiendo cantidades de calor inapreciables; al fundir un metal se
acelera la oxidación, pero el calor proviene principalmente de la fuente que derritió el
metal y no del proceso químico (una excepción sería el aluminio en la soldadura
autógena).
• Oxidación rápida: La que ocurre durante lo que ya sería la combustión,
desprendiendo cantidades apreciables de calor, en forma de fuego, y ocurre
principalmente en substancias que contienen carbono e hidrógeno, (Hidrocarburos)

Secuencia de la oxidación del Etano hasta oxidación total

Es importante considerar los conceptos de oxidación y reducción, así como el número


de oxidación para entender por qué en una transformación química se produce un
cambio en el número de oxidación. La oxidación se define como el cambio que tiene
un átomo, en el que aumentan sus cargas positivas o disminuyen las negativas, es
decir, pierde electrones. Éstos necesitan pasar a otro átomo que incremente sus cargas
negativas o reduzca las positivas con ganancia de electrones. Dicho proceso es
contrario al de la oxidación y se le llama reducción. De acuerdo con esto, en una
transformación química se lleva a cabo el cambio en el número de oxidación de un
átomo. Cuando un clavo de hierro se deja a la intemperie se oxida. La reacción que
tiene lugar es la siguiente:

El hierro en el FeO tiene dos cargas eléctricas positivas, es decir, tiene una pérdida en
el número de electrones

Fe0 ---------------> Fe2+ + 2 e- (e- = electrones)

El número de oxidación del átomo del hierro, cambió de cero (recordando que cuando
un elemento se encuentra sin combinar su número de oxidación es cero) a 2+, es decir,
perdió dos electrones. El hierro pasó de Fe0 a Fe2 por lo que se oxidó. Mientras que el
oxígeno aceptó los electrones cedidos por el hierro y con ello cambió su número de
oxidación.

Oº + 4e- ----------------> 2O2- se reduce

Oº + 2e - ---------------> O2- se reduce

El oxígeno pasó de O0 a O2-, se reduce.


3.- Neutralización:
La Neutralización ácido base es un proceso mediante el cual un ácido reacciona con
una base o hidróxido y da como resultado una sal y agua. La más común es la reacción
de un ácido fuerte contra una base fuerte. Algunos ejemplos veremos a continuación
para mostrar casos de neutralización.
Una reacción de neutralización es una reacción entre un ácido y una base,
generalmente en las reacciones acuosas ácido-base se forma agua y una sal, un
ejemplo es el producto de la reacción ácido-base del HCl con NaOH.
HCl(ac) + NaOH(ac) ------->NaCl(ac) + H2O(liq)
Acido clorhídrico +Hidróxido de sodio -------> cloruro de sodio + agua
Se aplica en el tratamiento de agua, producción de sulfato de amonio, producción de
jabón a partir de ácidos grasos.

4.- reducción
La Reducción Química es el fenómeno en que un átomo recibe electrones cuando
participa en una reacción química formando un nuevo enlace, con átomos diferentes.
La Reducción se ve reflejada en el Estado de Oxidación o Valencia del Átomo, que es el
número que expresa cuántos electrones puede ceder ó recibir.
Se llama Reductor Químico a la sustancia química que actúa aportando electrones en
una Reacción Química de tipo Oxidación-Reducción. Su opuesto es el Oxidante, que es
la sustancia química que actúa retirando electrones de otras.
5.- Polimerización
La polimerización es un proceso químico por el que
los reactivos, monómeros (compuestos de bajo peso molecular) se agrupan
químicamente entre sí, dando lugar a una molécula de gran peso, llamada polímero, o
bien una cadena lineal o una macromolécula tridimensional.

Polimerización del estireno en poliestireno.

 una polimerización por adición se da cuando la molécula de monómero pasa a


formar parte del polímero sin pérdida de átomos, es decir, la composición
química de la cadena resultante es igual a la suma de las composiciones
químicas de los monómeros que la conforman.
 Una policondensación se da si la molécula de monómero pierde átomos
cuando pasa a formar parte del polímero. Por lo general se pierde una molécula
pequeña, como agua.
La polimerización por condensación genera subproductos. La polimerización por adición no.

6.- La pirólisis (del griego piro, ‘fuego’ y lisis, ‘rotura’) es la descomposición


química de materia orgánica y todo tipo de materiales, excepto metales y vidrios,
causada por el calentamiento a altas temperaturas en ausencia de oxígeno (y de
cualquier halógeno). Involucra cambios simultáneos de composición química y estado
físico, los cuales son irreversibles. En este caso, no produce ni dioxinas ni furanos.
La pirólisis extrema, que solo deja carbono como residuo, se llama carbonización. La
pirólisis es un caso especial de termólisis.
Un ejemplo de pirólisis es la destrucción de neumáticos usados. En este contexto, la
pirólisis es la degradación del caucho de la rueda mediante el calor en ausencia de
oxígeno.
pirólisis anhidra
La pirólisis es normalmente anhidra (sin agua). Este fenómeno ocurre normalmente
cuando un compuesto orgánico sólido se calienta fuertemente en la ausencia de
oxígeno , como por ejemplo, los productos de pirólisis de materia orgánica, que al freír
o asar producen hidrocarburos aromáticos policíclicos, aminas heterocíclicas y amino
imidazol azarenos. Aunque estos procesos se llevan a cabo en una atmósfera normal,
las capas externas del material conservan el interior sin oxígeno.
El proceso también ocurre cuando se quema un combustible sólido compacto, como
la madera. De hecho, las llamas de un fuego de madera se deben a la combustión de
gases expulsados por la pirólisis, no por la combustión de la madera en sí misma.

La pirólisis y el tratamiento de residuos


La aplicación de la pirólisis al tratamiento de residuos ha ganado aceptación junto con
otras tecnologías avanzadas de tratamiento de residuos. Sin embargo no los elimina,
sino que los transforma en carbón, agua, residuos líquidos, partículas, metales
pesados, cenizas o tóxicos —en algunos casos—, entre otros; vertiendo al aire desde
sustancias relativamente inocuas hasta muy tóxicas y reduciendo así su volumen. Esta
destilación destructiva obviamente imposibilita el reciclado o la reutilización.

Pirólisis acuosa
El término pirólisis se utiliza en ocasiones para denominar también la termólisis con
presencia de agua, tal como el craqueo por vapor de agua del petróleo o
la despolimerización térmica de los residuos orgánicos en crudo pesado.