Está en la página 1de 52

CICLO ACADÉMICO 2020 - II

FACULTAD DE CIENCIAS AGRARIAS


ESCUELA ACADÉMICO PROFESIONAL DE INGENIERÍA
FORESTAL Y AMBIENTAL

Manejo Forestal Sostenible (MFS)

Manejo forestal

Ing. M. Sc. Jim J. Villena Velásquez


jjvillena@unach.edu.pe

Noviembre, 2020
La deforestación ha sido el proceso mas evidente y determinante del paisaje rural en
muchas regiones latinoamericanas. Para finales de la década de los 90 América del Sur
perdió hasta 3.7 millones de hectáreas de bosque tropical al año (FAO, 2000), Y entre
2000 y 2005 la pérdida neta de bosques fue cercana a 4,3 millones de hectáreas al año se
estima que la pérdida de bosques entre 1990 y 1995 fue de 2.5% anual (FAO. 1997).
El desarrollo de técnicas silvicultura les en el neotrópico se inicia más tarde que
en Asia y África tropical. Después de casi 400 años de proceso colonial se inician
las primeras experiencias aisladas de manejo sistemático, pero es solo después de
la segunda guerra mundial que las ciencias forestales tropicales se desarrollan
más formalmente (Lamprecht, 1990). Se trata de un proceso en contra de toda
una corriente cultural e histórica que ignoró el potencial productivo del bosque
natural. Por tanto, no resulta extraño que todavía a fines de la década de 1980 un
informe de la Organización Internacional de Maderas Tropicales (Poore, 1989)
considerara que América Tropical era la región que menos progresos mostraba en
manejo forestal sustentable (MFS).
Algunos procesos representan una revolución en cuanto a las expectativas de
manejo de bosques naturales en Latinoamérica, tal es el caso de las concesiones
forestales comunitarias en Guatemala, el avance de concesiones certificadas en
Bolivia y la implementación de un sistema de pago por servicios ambientales en
Costa Rica (Carrera y Prins, 2002; Campos et al., 2005b: 2005c; Louman et al.,
2005).
Está claro que en muchas zonas de
Latinoamérica los desastres naturales se
suceden con frecuencia y se debe incorporar
en las estrategias de manejo de los recursos
naturales, incluido el manejo forestal, el
análisis de todas las posibles relaciones de
causa, efecto, mitigación y prevención
posibles, de tal manera que la gestión del
riesgo forma parte de estos temas técnicos
prioritarios (Vandermeer et al., 1997;
Acosta, 2000; Rivas et al., 2000; Buch et
al., 2004; Diaz, 2004; Jiménez et al., 2004b;
Barriga 2005).
Pero se debe evitar excesivas
regulaciones y requisitos
administrativos para quienes desean
implementar un manejo forestal
sustentable. Por el contario, se deben
desarrollar mecanismos que permitan
recompensar a quien conserva y
maneja adecuadamente el recurso
forestal, con una retribución justa por
los bienes y servicios que aporta a la
sociedad (Watson et al., 1998; Louman
y Villalobos, 2001; Louman et al.,
2005).
Manejo forestal sostenible – MFS

El manejo del bosque tiende cada vez más a


ser conceptualizado y practicado con una
visión paisajística, integral y de uso múltiple,
orientado a la obtención de rendimientos
sostenidos de múltiples bienes y servicios del
bosque con el fi n de mejorar la calidad de
vida de las personas, lo que ha sido llamado
el manejo forestal sostenible (Sabogal y
Casaza, 2010)
"Manejo Forestal Sostenible es el
proceso de administrar en forma
permanente la tierra forestal y de
lograr uno o más objetivos
claramente especificados, para
alcanzar un flujo continuo de bienes
y servicios deseados del bosque, sin
una reducción indebida en sus
valores inherentes ni en su
productividad futura y sin efectos
indebidos no deseables en el
ambiente físico y social” (OIMT
1991).
Manejo forestal adaptativo

“Un enfoque dinámico para


el manejo forestal donde los
efectos de tratamientos y
decisiones se monitorean y
usan de forma continua,
junto con resultados de
investigación, para
modificar el manejo sobre
una base permanente que
asegure que los objetivos se
cumplen” (Helms 1998).
“Un enfoque de agregación de valor donde la
gente que tiene intereses en un bosque acuerda
actuar conjuntamente para planificar, observar
y aprender de la implementación de sus planes,
mientras que reconocen que estos a menudo
fallan en alcanzar sus objetivos declarados
(CIFOR s/f)
Una característica
importante del concepto de
manejo y uso forestal
sostenible de los bosques es
que este se entiende como un
estado que debe alcanzarse
por etapas sucesivas y
niveles crecientes de
exigencias, acordes con la
realidad nacional y regional
y los actores específicos de la
unidad de manejo (Pedroni y
De Camino 2001).
Gestión forestal sostenible – GFS

La gestión forestal tiene que ver con


todos los aspectos administrativos,
económicos, legales, sociales, técnicos y
científicos relacionados con los bosques
naturales y plantados (FAO 2014).
Las diversas relaciones entre el ser humano y la naturaleza se reconoce la necesidad
de entender y manejar las interrelaciones entre diversos elementos de los
ecosistemas. Así lo evidencian las conclusiones de procesos de discusión de
relevancia mundial, expresados en los principios del enfoque ecosistémico de la
Convención de Diversidad Biológica (UICN, 2000: SCDB, 2004) y los resultados de la
Evaluación de los Ecosistemas del Milenio (MEA, 2006'), donde queda claro que el
bienestar de la humanidad depende de la capacidad de los ecosistemas para
conservar sus funciones ecológicas y proveer los servicios ambientales que de ellas se
derivan.
El manejo forestal moderno debe entenderse como un proceso

✓ De producción (qué se debe producir. cómo se lo debe producir, cómo se es mas eficiente) de
producción diversa (cual es el potencial de bienes y servicios. cómo se mantiene e incrementa su
provisión)

✓ De conservación (qué es lo que se conserva, cómo se logra la conservación. como se monitorea, cual
es la interacción con otros sistemas relacionados)

✓ Social (quiénes son los beneficiarios de la producción y de la conservación, cuales son sus
estrategias de vida, cual es el rol que debe jugar la actividad forestal)

✓ Económico (quién recibe beneficios y quién aporta recursos por el manejo.

✓ Conservación y aprovechamiento de los recursos forestales.

✓ De mercado (cuáles son los factores que permiten la competitividad del sector).
El manejo forestal ecológicamente sostenible

La Declaración de Política Forestal Nacional de Australia


(Commonwealth of Australia, 1992) “ordenación forestal ecológicamente
sostenible y estipula el desarrollo ecológicamente sostenible de los
bosques según los principios de mantenimiento de los procesos
ecológicos, mantenimiento de la diversidad biológica y optimización de
los beneficios para la comunidad de todos los usos de los bosques dentro
de los límites ecológicos”.
“El enfoque por ecosistemas – estrategia para la
ordenación integrada de tierra, agua, fauna y flora que
promueve la conservación de la diversidad biológica y el
uso sostenible de los recursos de manera equitativa”
(CDB, 2001)
“La integración de los valores comerciales y no
comerciales de los bosques para promover el bienestar
(material y no material) de la sociedad, cuidando al
mismo tiempo de que no se pierdan ni degraden para
las generaciones presentes y futuras los valores de los
bosques, como recursos para su uso comercial y para su
conservación” (Davey et al., 1997).
“El uso de componentes de la diversidad biológica de
manera y en proporción que no lleven a largo plazo al
descenso de la diversidad biológica, manteniendo así su
potencial para servir para las necesidades y
aspiraciones de las generaciones presentes y futuras”
(CDB, 2001).
Los objetivos primarios del manejo forestal ecológicamente

✓ Mantener la vitalidad del ecosistema


forestal (es decir los procesos
ecológicos en los bosques, como
formación del suelo, flujos de energía y
ciclos del carbono, los nutrientes y el
agua);

✓ Mantener la diversidad biológica de


los bosques;

✓ Administrar el beneficio social neto


derivado de los diversos usos del
bosque dentro de los límites ecológicos
durante muchos años.
Se trata de obtener para la comunidad un rendimiento equilibrado de
todos los usos de los bosques dentro de un marco de planificación
regional que combine objetivos medioambientales, comerciales, sociales
y culturales de manera que, en la medida de lo posible, se asegure la
sostenibilidad de todos los valores forestales.
Propósito MFES

Es establecer un equilibrio a
largo plazo entre intereses del
gobierno, la industria, el
medio ambiente y la
comunidad en la ordenación y
el uso de los bosques sobre la
base de extensas evaluaciones
regionales, en función de
condicionamientos legales
(CDB, 2001).
Principios y
orientaciones
operacionales para el
enfoque por ecosistemas
Enfoque de manejo integrado de cuencas hidrográficas

Uno de los enfoques que por más años


ha generado herramientas de análisis,
con una aplicación geográfica a escala
de paisaje, ha sido el manejo integrado
de cuencas hidrográficas (Campos &
Villalobos, 2008).

Este ha evolucionado de un enfoque


centrado en análisis hidrológicos hacia
estrategias de participación y gobierno
local en relación con el manejo de los
recursos naturales (Faustino. 2004:
Guillén el al., 2004: Jiménez. 2005). Hoy
se entiende que la visión de cuencas es
útil para abordar una gran gama de
estrategias para el análisis y para la
gestión de procesos ecosistémicos con
incidencia directa en la economía y en el
desarrollo humano.
Es así como se desarrollan estrategias para
pago por servicios ambientales basados en
un análisis de cuencas, pero también se
plantea la planificación y administración de
grandes territorios tendiente a conservar y
mejorar la provisión de estos servicios
ambientales (Turcios, 1999; Chirinos y
Jiménez, 2004; Jiménez et al., 2004a;
Sánchez et al., 2004; Campos et al., 2005c:
Andino el al., 2006).
Enfoque de escala de paisaje

Se está abordando diversas


estrategias para planificar e
implementar el manejo a
escalas de paisaje,
caracterizadas por: la
extensión (grandes
concesiones, territorios.
municipios, ecorregiones), la
interacción entre sistemas, la
diversidad de actores y la
necesidad de plataformas para
la participación y gobierno
local (Ibisch, 2002; Perdomo et
al., 2002; Garcia et al., 2005;
Serrano, 2005; TNC y FCSC,
2005; Ramirez, 2006).
En el manejo a escala de paisaje se
trata de entender como interactúa el
ecosistema forestal (o conjunto de
ecosistemas forestales), con el resto
de ecosistemas circundantes, y las
implicaciones en cuanto a
productividad y sustentabilidad, lo
cual puede conllevar estudios de lipa
económico (Mollinedo el al.. 2002a;
2002b; Zea et al.. 2004) o ecológico
(McGinley y Finegan. 2002), tal es el
caso de los estudios de conectividad
(Murrieta, 2006; Ramos 2003).
Enfoque bosques modelo

Los bosques modelo son plataformas para la concertación y la integración de esfuerzos


de instituciones y personajes locales relevantes en relación con el manejo de los recursos
naturales. tendientes a promover el desarrollo sustentable a partir del manejo de
recursos forestales a escala de paisaje.

Por lo tanto. estas iniciativas se constituyen en estrategias para abordar el reto del
manejo a escala de paisaje. partiendo del más crítico de sus elementos, la concertación
entre actores con diversos intereses.
Los objetivos particulares de cada bosque modelo parten de la definición de
una visión compartida de las prioridades de desarrollo y de ahí la
estrategia de planificación y acción subsecuente, que debe estar
acompañada de un proceso de monitoreo y aprendizaje tendiente a que el
manejo sea adaptativo.
Para lograr su cometido. los bosques modelo abordan el manejo sostenible a escala de
paisaje a partir de alianzas, desde el ámbito local hasta el internacional, que se
manifiestanen una estructura operativa cuya máxima autoridad es un directorio con
representación de instituciones con muy diversos intereses en el recurso forestal y
donde las decisiones deben ser fruto del consenso y la resolución de conflictos.
El uso de árboles fuera de los bosques

Es importante en lugares donde el área de bosques naturales para la producción de madera es


reducida y donde se reconoce su importancia en la diversificación de la producción agrícola, en la
producción de madera para aserrío, y en la provisión de servicios ambientales.
Ciclo del sistema de agricultura migratoria tradicional
¿Qué es un sistema?

Conjunto de cosas que se mueven o funcionan de


manera relacionada y coordinada.

Los sistemas agroforestales

Son formas de uso y manejo de las especies leñosas (árboles y


arbustos), son utilizados en asociación con cultivos agrícolas y
con animales, en un arreglo espacial (topológico) o cronológico
(en el tiempo) en rotación con ambos; existen interacciones
ecológicas entre los árboles y los otros componentes de manera
simultánea o temporal, que son compatibles con las condiciones
socioculturales para mejorar las condiciones de vida de la
región.
Cultivo en plantaciones forestales y sistema taungya

Son métodos de
establecimiento de
plantaciones forestales en
los cuales los cultivos
anuales se llevan a cabo
simultáneamente con las
plantaciones de árboles,
pero sólo temporalmente
hasta el follaje de los
árboles se encuentre
desarrollado.
Cultivo leguminoso de quinchoncho Cajanus cajan intercalado en los callejones de una
plantación forestal de teca Tectona grandis con distanciamiento de 2,5 m x 4 m.
Árboles en parcelas de cultivos: cercas vivas, cortinas rompevientos, árboles en
linderos, árboles dispersos.

Consiste en el uso de árboles distribuidos al azar


o de manera sistemática dentro o en los bordes
de las parcelas agrícolas.

Una cerca viva es una línea de árboles o


arbustos que delimitan una propiedad. Además
de estos servicios, se produce forraje, leña,
madera, flores para miel, frutos, postes, etc.
Cortinas rompevientos

Una cortina rompevientos consiste


en líneas de árboles (de una a
diez) que protegen un campo de
pastos, cultivo o árboles contra el
viento. Una cortina rompevientos
puede al mismo tiempo ser una
cerca viva. Además de estos
servicios, se produce forraje, leña,
madera, flores para miel, frutos,
postes, etc.
Linderos maderables

Un lindero maderable es
una línea de árboles
maderables que
delimitan una propiedad.
Cultivo en callejones

Los cultivos en callejones constituyen una práctica


de gran potencial dentro de este grupo; ese tipo de
sistema agroforestal simultáneo fue desarrollado en
Nigeria. Consiste en la asociación de árboles o
arbustos (generalmente fijadores de nitrógeno)
intercalados en franjas con cultivos anuales. Los
árboles o los arbustos se podan periódicamente para
evitar que se produzca sombra sobre los cultivos, y
para utilizar los residuos de la poda como abono
verde para mejorar la fertilidad del suelo, y como
forraje de alta calidad. Un beneficio adicional es el
control de malezas.
Cultivo en callejones: Caupí o frijol vaca (Vigna unguiculata) entre
hileras de Leucaena (Leucaena leucocephala) en Nigeria, África
Occidental (cortesía del Instituto Internacional de Agricultura
Tropical, IITA).
Cultivo en callejones: maíz (Zea mays) entre hileras de Leucaena (Leucaena leucocephala),
África Occidental (cortesía del International Institute of Tropical Agriculture, IITA).
Sistemas silvopastoriles

Los sistemas silvopastoriles son la combinación de especies forestales o frutales y animales, sin la presencia
de cultivos. Se practican a diferentes niveles, desde las grandes plantaciones arbóreas comerciales con
inclusión de ganado, hasta el pastoreo de animales como complementos a la agricultura de subsistencia.

Características sobresalientes de los sistemas silvopastoriles:

Las interacciones que se pueden dar entre los componentes de estos sistemas son:

1. La presencia del componente animal cambia y puede acelerar algunos aspectos del ciclaje de nutrimentos.

2. Si la carga animal es alta, la compactación de los suelos puede afectar el crecimiento de los árboles y otras
plantas asociadas.

3. Las preferencias alimenticias de los animales puede afectar la composición del bosque (con el tiempo
predominan las especies no apetecidas por el ganado).
Árboles o arbustos dispersos en potreros

En estos sistemas el objetivo


principal es la ganadería; en forma
secundaria, se puede lograr la
producción de madera, leña o
frutas. Los animales se alimentan
con hierbas, hojas, frutos, cortezas
y otras partes de los árboles, con
pasto que crece bajo los árboles en
forma natural, o con pasturas, si se
siembran bajo los árboles.
Caesalpinia spinosa Prosopis pallida
Pastoreo en plantaciones forestales y frutales

En este caso, los animales pastorean en una plantación, que puede ser de árboles para leña,
maderables o frutales.

Características sobresalientes del sistema

Mediante el uso de este sistema se puede lograr el control de las malezas, a la vez que se obtiene un
producto animal durante el crecimiento de la plantación. La asociación se puede comenzar cuando
los árboles tienen edad suficiente como para no ser dañados por los animales; la función de los
animales en el desmalezado reduce los costos de establecimiento de la plantación.
Bancos forrajeros o Bancos de proteína

Un banco de proteína o banco de forraje, es una plantación forestal cuyo objetivo


principal es la obtención de forraje para la suplementación animal, suministrada como
forraje de corte o permitiendo el ingreso de los animales a la plantación. Las especies
arbóreas utilizadas en este sistema deben de ser de valor forrajero comprobado.
Algunas especies que son utilizadas en este sistema son: Gliricidia sepium, Guazuma
ulmifolia, Leucaena leucocephala, entre otras.
Banco de proteína con botón de oro, Tithonia
Nacedero o quiebra barrigo, Trichanthera gigantea diversifolia, en una finca en el municipio de San
Martín
Manejo forestal diversificado de uso múltiple (MUM)

“El manejo de la tierra o del bosque con más de un


propósito, como la producción de madera, calidad del
agua, fauna silvestre, recreación, valores estéticos, o
aire limpio” (Nix, 2012)

“Un concepto de manejo forestal que combina dos o más


objetivos, como la producción de madera o productos
derivados, forraje y pastoreo para el ganado,
condiciones ambientales apropiadas para la fauna
silvestre, efectos en el paisaje, protección contra la
erosión e inundaciones, recreación y protección de
fuentes de agua” (Nix, 2012)
El MUM se puede lograr mediante uno o la combinación de los
siguientes aspectos (Ridd, 1965):

✓ El uso simultáneo y continuo de varios recursos del bosque en una misma unidad de manejo
forestal (UMF), la cual provee varios bienes y/o servicios ecosistémicos en una misma área (p.e.,
la extracción de fibra (ratán) y la conservación de la fauna silvestre).

✓ El uso alternado (rotación) de varios recursos o productos en una misma unidad (p.e., la
agricultura migratoria)

✓ La separación geográfica de usos o la combinación de usos, de modo que se logre el uso múltiple
en un mosaico de unidades, en el cual cada UMF provee el uso para el cual es la más apropiada
(p.e., zonificación en un área de bosque).
Referencias bibliográficas

Convenio sobre la Diversidad Biológica (CDB). 2001. Handbook of the Convention on B i o l og i ca l D i vers i t y.
Londres, Earthscan.

Davey, S., Hoare, J., Binning, C. y Bright, C. 1997. Assessment of ecologically sustainable forest management for
regional forest agreements. En E.P. Bachelard y A.G. Brown, eds. Preparing for the 21st century, p. 235-246.
Canberra, Australia, Institute of Foresters of Australia Inc.
Namasté