Está en la página 1de 35

NOVENA DE NAVIDAD 2020

¡Celebremos la Navidad
con espíritu de Amigonianidad!

Autor de la portada:
Padre Omar Javier Duitama Muñoz T.C
“Hoy les ha nacido en la ciudad de David un Salvador,
que es Cristo el Señor”
Lucas (2,11)
1

MOTIVACIÓN

La época de navidad tiene para los cristianos un sentido de alegría que llena el corazón,
no sólo por las luces que envuelven las casas, las calles, los pueblos y las ciudades, sino
porque la fe se reactiva contemplando la maravillosa obra de amor de Dios Padre, hecha
presencia en Jesús.
 
Este año 2020, la Universidad Católica Luis Amigó, bajo el lema “celebrando la Navidad
con espíritu de Amigonianidad”, quiere celebrar esta efemérides, haciendo un especial
énfasis en la vivencia de su legado espiritual en la familia amigoniana: religiosos,
religiosas, directivos, maestros, estudiantes, graduados, cooperadores y   juventud
amigoniana, que haciendo vida el carisma de Fray Luis Amigó, buscan servir a la
humanidad desde la entrega amorosa y desinteresada, poniéndole el corazón a todas las
obras que permiten hacer vida el evangelio de Jesús, toda vez que la misericordia se hace
presente en nuestros corazones y activa nuestras manos para el trabajo en procura y
bienestar a los demás.
 
La conmemoración del nacimiento de Jesús reactiva nuestra experiencia de fe y nos
mueve a la generosidad propia de aquel que sabe que su confianza está puesta en Dios y
como consecuencia, ve en el otro la posibilidad de aportar a la construcción del reinado
de Dios en nuestros tiempos.
 
Que la oración, meditación y comunión enmarcada en la realización de esta novena, nos
permita seguir creciendo como familia amigoniana, afianzando en cada uno de nosotros
los valores del servicio, la tolerancia, el perdón la felicidad, la armonía, la resiliencia, la
empatía, la inclusión y el amor misericordioso, como dones y tareas que a diario hemos
de compartir en nuestra vida ordinaria.
 
Gestión Humana
Bienestar Universitario
 Departamento de Humanidades
 
2

AMBIENTACIÓN NAVIDEÑA
“Familia amigoniana: Carisma, Don y Misión”

Muy apreciada comunidad amigoniana:


 
Reunidos como familia, tendremos la fortuna de celebrar juntos la fiesta de la navidad, es
por ello que los invito a poner todo de sí para vivir a cabalidad el mensaje del niño del
pesebre, que por tradición franciscana se convierte para nosotros en fuente primordial de
nuestra espiritualidad de la minoridad.
 
La natividad como pretexto para encontrarnos, siempre será motivo para participar
activamente, no solamente en el rezo de la novena, sino extendiéndola a la familia con la
ternura inspiradora de ese Niño que viene a llenarnos de amor para dar.
 
Cada deseo que tengamos, seguro será una gracia que nos trae Jesús hecho niño; por ello,
dispongamos toda nuestra voluntad para recibirlo con mansedumbre y humildad, porque
su misericordia es desmedida como nos lo enseñan las lecciones contenidas en la
espiritualidad francisco-amigoniana.
 
Los nueve días de la novena de aguinaldos estarán iluminados en clave del evangelio y los
dones amigonianos con su pedagogía del amor, con el objetivo de hacer praxis el legado
de Fray Luis Amigó y Ferrer.
 
Nuestra Novena de Navidad gozará de una serie de elementos dinamizadores. Estos
elementos son:
3
• Don Amigoniano:  El carisma amigoniano hace alusión a la enseñanza de Fray Luis
Amigó y Ferrer que, con su sabiduría iluminará los temas de la novena, a través de
nueve dones que permean su misión apostólica. El compartir desde la reflexión de cada
día, constituye un llamado espiritual como momento que alentará la vida para seguir el
camino que hemos decidido recorrer juntos.

• Iluminación Bíblica:  la Sagrada Escritura nos llevará a descubrir las formas espirituales
de vivir a cabalidad cada uno de los dones, que a medida que se hacen vida, se
constituyen en la prolongación del legado amigoniano.
 
• Lección para la Vida:  es necesario un momento de reflexión e interiorización del
mensaje evangélico, que confrontado con el Don Amigoniano, se constituye en el mejor
y auténtico regalo en las fiestas próximas a la navidad.
 
• Compromiso Amigoniano:  la Palabra de Dios y el ejercicio pleno de la vivencia de
nuestra espiritualidad amigoniana exige por sí mismos un compromiso por la
construcción del Reino de Dios en medio de cada una de las actividades que realizamos
en la vida ordinaria.

Hagamos de esta oportunidad de encontrarnos, movidos por el espíritu navideño, un


siempre volver a estar en familia, en comunidad religiosa, con la fuerza dadora de alegría
y felicidad porque algo bello sucederá en nuestros corazones: un regocijo de evocar la
niñez encontrada en el niño Jesús que nos trae el regalo de la vida.
 
Los animo para que retomemos la hermosa tradición del rezo de la novena de navidad en
nuestra amada institución educativa y en cada una de nuestras familias, que sea una
verdadera experiencia para celebrar con los valores de la vida cristiana.
Finalmente, les deseo una feliz navidad y un próspero año nuevo 2021.
 
Padre Sandro Aníbal Castaño Suárez TC
Director del programa de Teología, Filosofía y Humanidades
4
ORDEN SUGERIDO PARA EL REZO
DE LA NOVENA

Te invitamos a que con una actitud de oración y alegría desarrolles paso a paso la novena
de navidad como te lo proponemos a continuación:
 
1. Villancico
 
2. Persignación: “En el nombre del Padre, del Hijo y del Espíritu Santo. Amén”
 
3. Oración para todos los días
 
4. Oración a la Santísima Virgen María
 
5. Oración a San José
 
6. Consideración del día:
 
• Don Amigoniano
• Iluminación Bíblica
• Lección para la vida
• Compromiso Amigoniano
 
7. Gozos
 
8. Oración al Niño Jesús
 
9. Villancico
5

ORACIONES COMUNES

Oración para todos los días


 
Benignísimo Dios de infinita caridad, que tanto amaste a los hombres, que les diste en tu
Hijo la mejor prenda de tu amor, para que hecho hombre en las entrañas de una Virgen,
naciese en un pesebre para nuestra salud y remedio; yo, en nombre de todos los mortales,
te doy infinitas gracias por tan soberano beneficio. En torno a él te ofrezco la pobreza,
humildad y demás virtudes de tu hijo humanado; suplicándote por sus divinos méritos, por
las incomodidades con que nació y por las tiernas lágrimas que derramó en su pesebre,
que dispongas nuestros corazones con humildad profunda, con amor encendido, con total
desprecio de todo lo terreno, para que Jesús recién nacido tenga en ellos su cuna y more
eternamente. Amén.
 
(Se reza tres veces el Gloria al Padre)
 
Oración a la Santísima Virgen María
 
Soberana María, que por tus grandes virtudes y especialmente por tu humildad, mereciste
que todo un Dios te escogiera por madre suya, te suplico que tú misma prepares y
dispongas mi alma, y la de todos los que en este tiempo hagan esta novena, para el
nacimiento espiritual de tu adorado Hijo. ¡Oh dulcísima Madre! Comunícame algo del
profundo recogimiento y divina ternura con la que guardaste tú, para que nos hagas
menos indignos de verle, amarle y adorarle por toda la eternidad. Amén.
 
(Se reza nueve veces el Avemaría)
6

Oración a San José


 
¡Oh Santísimo José! Esposo de María y padre adoptivo de Jesús. Infinitas gracias doy a Dios
porque te escogió para tan altos ministerios y te adornó con todos los dones
proporcionados a tan excelente grandeza. Te ruego, por el amor que tuviste al Divino Niño,
me abrases en fervorosos deseos de verle y recibirle sacramentalmente, mientras en su
divina esencia le veo y le gozo en el cielo. Amén.
(Se reza el Padrenuestro, el Avemaría y el Gloria)
 
Oración al Niño Jesús (Oración final)
 
Acuérdate ¡Oh dulcísimo Niño Jesús! que dijiste a la venerable Margarita del Santísimo
Sacramento, y en persona suya a todos tus devotos, estas palabras tan consoladoras para
nuestra pobre humanidad agobiada y doliente: “Todo lo que quieras pedir, pídelo por los
méritos de mi infancia y nada te será negado”. Llenos de confianza en Tí, ¡Oh Jesús, que
eres la misma verdad!, Venimos a exponerte toda nuestra miseria. Ayúdanos a llevar una
vida santa, para conseguir una eternidad bienaventurada. Concédenos, por los méritos de
tu encarnación y de tu infancia, la gracia de la cual necesitamos tanto (cada uno en oración
encomienda a Dios sus proyectos y necesidades). Nos entregamos a Tí, ¡Oh Niño
omnipotente!, seguros de que no quedará frustrada nuestra esperanza, y de que en virtud
de tu divina promesa, acogerás y despacharás favorablemente nuestra súplica. Amén
7

GOZOS

Dulce Jesús mío, mi niño adorado, ¡ven a nuestras almas! ¡Ven no tardes tanto!
 
¡Oh sapiencia suma del Dios soberano, que al nivel de un niño te hayas rebajado! ¡Oh
Divino Niño, ven para enseñarnos la prudencia que hace verdaderos sabios! ¡Ven a
nuestras almas! ¡Ven no tardes tanto!
 
¡Oh, Adonaí potente que, a Moisés hablando, de Israel al pueblo disteis los mandatos!
¡Ah! ven prontamente para rescatarnos. Y que un niño débil muestre fuerte brazo! ¡Ven
a nuestras almas! ¡Ven no tardes tanto!
 
¡Oh raíz sagrada de Jesé que en lo alto, presentan al orbe tu fragante nardo! ¡Dulcísimo
Niño que has sido llamado lirio de los valles, bella flor del campo! ¡Ven a nuestras almas!
¡Ven no tardes tanto!
 
¡Llave de David que abre al desterrado las cerradas puertas del regio palacio! ¡Sácanos,
Oh Niño, con tu blanda mano, de la cárcel triste que labró el pecado! ¡Ven a nuestras
almas! ¡Ven no tardes tanto!
 
¡Oh lumbre de Oriente, sol de eternos rayos, que entre las tinieblas tu esplendor veamos!
¡Niño tan preciado, dicha del cristiano, luzca la sonrisa de tus dulces labios! ¡Ven a
nuestras almas! ¡Ven no tardes tanto!
 
¡Espejo sin mancha, Santo de los santos; sin igual imagen del Dios soberano! ¡Borra
nuestras culpas, salva al desterrado y, en forma de Niño, da al mísero amparo! ¡Ven a
nuestras almas! ¡Ven no tardes tanto!
8

 
¡Rey de las naciones, Emmanuel preclaro, de Israel anhelo, pastor del rebaño! ¡Niño que
apacientas con suave cayado ya la oveja arisca, ya el cordero manso! ¡Ven a nuestras
almas! ¡Ven no tardes tanto!
 
¡Ábranse los cielos y llueva de lo alto Bienhechor rocío, como riego santo! ¡Ven hermoso
Niño! ¡Ven Dios humanado, luce hermosa estrella, brota flor del campo! ¡Ven a nuestras
almas! ¡Ven no tardes tanto!
 
¡Ven que ya María previene sus brazos, do su niño vean en tiempo cercano! ¡Ven, que ya
José, con anhelo sacro, se dispone a hacerse de tu amor sagrario! ¡Ven a nuestras almas!
¡Ven no tardes tanto!
 
Del débil, ¡auxilio!; del doliente, ¡amparo!; consuelo del triste; luz del desterrado ¡Vida
de mi vida, mi dueño adorado, mi constante amigo, mi divino hermano! ¡Ven a nuestras
almas! ¡Ven no tardes tanto!
 
¡Véanse mis ojos, de ti enamorados! ¡Bese ya tus plantes, bese ya tus manos!
¡Prosternado en tierra te tiendo los brazos; y aún más que mis frases, te dice mi llanto!
¡Ven a nuestras almas! ¡Ven no tardes tanto!
¡Ven Salvador nuestro, por quien suspiramos; ven a nuestras almas, ven no tardes tanto!
9

CONSIDERACIÓN DEL
DÍA PRIMERO

• Don amigoniano:  
 
El Servicio
 
Si Dios, a través de su hijo Jesús, se ha puesto a nuestro entero servicio,
¿cuánto más debemos servirnos nosotros con desinterés y entrega?
 
• Iluminación Bíblica
(Lucas 1, 26-38)
“Al sexto mes el ángel Gabriel fue enviado por Dios a una ciudad de Galilea, llamada
Nazaret, a una joven virgen que estaba comprometida en matrimonio con un hombre
llamado José, de la familia de David. La virgen se llamaba María.
Llegó el ángel hasta ella y le dijo: "Alégrate, llena de gracia, el Señor está contigo", María
quedó muy conmovida al oír estas palabras, y se preguntaba qué significaría tal saludo”.
Palabra de Dios: R/ Te alabamos Señor Jesús.
 
• Lección para la vida
 
En este primer día de la novena de navidad, reflexionamos como familia amigoniana
sobre el valor del servicio, escuchamos en el evangelio de San Lucas, María es la primera
SERVIDORA para el mundo, el mensajero de Dios le encomienda dar a conocer a esta
joven noble, servir en su cuerpo y alma, para traer la salvación a toda la humanidad.
 
A través de la anunciación, María es por excelencia nuestra fuente inspiradora para servir
a los demás, ella con su alma y corazón dijo “SI” soy servidora para la humanidad, y así su
vientre fue el regazo del amor de Dios para con nosotros.
10
 
En nuestra vida cotidiana, vamos por el mundo adquiriendo servicios y haciendo servicios
a los demás. Muchas de las ocasiones nos sirven porque hace parte de un trabajo que es
remunerado y también muchas veces cuando servimos es porque nos están remunerando
ese servicio. Cuando servimos sin esperar nada a cambio, como lo hizo la Virgen María, hay
un sentimiento extraño en nosotros, es un gozo, una satisfacción, una plenitud de saber
que lo que hicimos trae paz y bienestar a los demás.
 
Niño Jesús, enséñanos en el carisma amiogoniano con tu bondad en el pesebre, a servir
con amor, a ver que servir sin esperar nada a cambio, nos prepara para alcanzar la
participación en tu Reino. María madre del niño Jesús, que con tu ejemplo constante de
servicio, nuestros corazones se impregnen de tu gracia. Amén.
 
• Compromiso Amigoniano. 

Como resultado del primer día de reflexión, te invitamos a realizar un simple ejercicio: en
un pequeño trozo de papel, copiar una acción a la cual desearías renunciar como un
compromiso de cambio personal frente a Dios; luego procedes a quemarlo como signo de
ponerse en camino para hacer la voluntad de Dios.  
11

CONSIDERACIÓN DEL
DÍA SEGUNDO

• Don amigoniano:
La Tolerancia
 
Toleramos el mal, las ofensas y hasta el desprecio, no porque no nos importe, sino
porque es necesario interrumpir la cadena del odio y la venganza si de verdad
queremos construir la paz.
 
• Iluminación Bíblica
 
(Lucas 9, 54-56)
 
“…Al ver esto, Juan y Santiago, sus discípulos, dijeron a Jesús: –Señor, ¿quieres que
mandemos que caiga un rayo del cielo y acabe con ellos? Él se volvió y los reprendió. Y se
fueron a otro pueblo”.
 
Palabra de Dios: R/ Gloria a ti Señor Jesús.
 
• Lección para la vida
 
Ayer Jesús nos enseñaba como familia amigoniana a servir, dando ejemplo en medio de
sus amigos. Hoy les enseña a sus discípulos a ser tolerantes. La tolerancia se basa en el
respeto hacia los demás o hacia lo que es diferente de lo propio. Este respeto a los demás
implica reconocer las ideas, prácticas o creencias, aunque choquen con las propias.
12

Tolerar aparte de ser un don, es una virtud, la cual debemos practicar como cristianos y
como seres humanos; a veces es difícil, porque nuestros corazones no están en ese diálogo
con el maestro, y nuestros sentimientos de rabia, de enojo, de venganza pueden más que
la misma bondad que reposa en el alma. La manera más sencilla de minimizar estos
sentimientos es a través del dialogo, entender que debemos escuchar y respetar todos los
puntos de vista, logrando una reconciliación en el amor.
 
Jesús niño, enséñanos como amigonianos a tolerar a los demás; fortalece en nosotros los
deseos de servicio desinteresado. Madre de los Dolores, tú fuiste tolerante en el camino de
la cruz, compártenos tu fortaleza y fe en Dios para poder preparar nuestros corazones al
nacimiento de tu hijo. Amen.
 
• Compromiso Amigoniano.
 
La reflexión del día de hoy nos presenta la tolerancia como un don, un regalo para poner al
servicio de los demás. Te invitamos a que en un momento de silencio pienses en aquellas
acciones que con frecuencia desdicen de nuestra vida como cristianos: términos hirientes y
ofensivos, descalificaciones, humillaciones o quizá no recibir por nuestro medio alguna
ayuda o beneficio; pide a Dios perdón por tu falta de consciencia y comprométete en lo
profundo de tu conciencia y tu corazón a no volver a cometer estas faltas a la caridad.
13

CONSIDERACIÓN DEL
DÍA TERCERO

• Don amigoniano:
 
El Perdón
 
Aún en la peor situación de ofensa, maltrato o violencia, Jesús nos enseña perdonar
de corazón y con amor.
 
• Iluminación Bíblica
( Mateo 18, 21-22)
“Entonces se acercó Pedro y le preguntó: –Señor, si mi hermano me ofende, ¿cuántas veces
tengo que perdonarle? ¿Hasta siete veces? Le contesta Jesús: –No te digo hasta siete
veces, sino hasta setenta veces siete”
Palabra de Dios. Gloria a ti, Señor.
 
• Lección para la vida
 
Familia amigoniana, Jesús no desea otra cosa que aprendamos a amar al otro, aún por
encima de sus errores y limitaciones. En este tiempo de navidad debemos volver a Jesús,
aceptar su perdón en la medida en que perdonamos a los que nos han ofendido,
perdonemos a aquellas personas que nos han hecho mal, que nos han hecho sentir menos,
aquellas personas que aún se empeñan en vernos caer. Como hijos de Dios que vivimos la
fraternidad en la familia amigoniana, hagamos vida el perdón siguiendo las enseñanzas de
Jesús que nos invita a perdonar 70 veces siete, es decir, perdonar siempre.
 
Niño Jesús, en este tiempo tan hermoso de navidad, donde preparamos tu nacimiento,
ayúdanos a hacer vida el perdón. Amen.
14

• Compromiso Amigoniano.
 
Para este día, te invitamos a reflexionar sobre tus acciones y piensa si estas ayudan por la
construcción de la paz y la reconciliación en tu entorno. El perdón y la reconciliación son
posibles en nuestro país, nuestro hogar y nuestro corazón si permitimos a Dios, nacer en
nosotros.
 
 
CONSIDERACIÓN DEL
  DÍA CUARTO
• Don amigoniano:
 
La Felicidad
 
La felicidad no consiste en pretender vivir sin problemas o dificultades; es asumir que
en la dureza de la vida diaria podemos construir algo distinto que llene de verdad
nuestra vida.
 
• Iluminación Bíblica 
 
(Lucas 1, 39-56 )
“Por aquellos días, María se fue de prisa a un pueblo de la región montañosa de Judea, y
entró en la casa de Zacarías y saludó a Isabel. Cuando Isabel oyó el saludo de María, la
criatura se le estremeció en el vientre, y ella quedó llena del Espíritu Santo. Entonces, con
voz muy fuerte, dijo:
 
—¡Dios te ha bendecido más que a todas las mujeres, y ha bendecido a tu hijo! ¿Quién soy
yo, para que venga a visitarme la madre de mi Señor? Pues tan pronto como oí tu saludo,
mi hijo se estremeció de alegría en mi vientre. ¡Dichosa tú por haber creído que han de
cumplirse las cosas que el Señor te ha dicho!”
Palabra de Dios. Gloria a ti, Señor.
15

• Lección para la vida


 
Familia amigoniana, el deseo de Dios en nuestras vidas, bajo la libertad que nos otorga, es
vernos y sentirnos felices, como lo manifestó en el momento que Isabel escucha el saludo
de nuestra Madre María. El Padre Celestial desea que nosotros en este tiempo de
adversidades, temores e incertidumbres, escuchemos el saludo de María y así tener la
capacidad de estremecernos de felicidad como paso en el vientre de Isabel.
 
En ocasiones podemos pensar que la felicidad esta puesta en las cosas materiales, en los
logros alcanzados, en atesorar bienes, etc. Pero la felicidad está en ver cada día el milagro
de la vida valorando las cosas simples y ayudando a quien requiere de nuestro apoyo. No
podemos permitirnos vivir en una felicidad efímera, ser felices es estar en paz con nosotros
mismos y con los demás, la felicidad radica en el amor, en compartir lo poco que tenemos
con aquellos que carecen de afecto, de comprensión, de misericordia.
 
Jesús recién nacido, ven a nuestras vidas, tal vez opacadas por la tristeza y danos la alegría
de vivir en ti. María madre del amor, acompaña nuestras vidas. Amén.
 
• Compromiso Amigoniano.
 
Vamos a asumir una actitud diferente ante la vida, rechacemos toda acción de venganza,
de odios, cambiemos la forma de ver la vida, alejemos de nosotros la fatalidad y
aprendamos a ver las situaciones de la vida como una posibilidad para ser felices, siempre
de la mano de Dios, quien es la felicidad perfecta.  
16

CONSIDERACIÓN DEL
DÍA QUINTO
• Don amigoniano:
 
La Armonía
 
El universo no es algo uniforme, todo es tan diferente como nosotros mismos; sin
embargo, nuestra misión no es luchar por la uniformidad, sino lograr que tantas
diferencias funcionen como las notas y los instrumentos de una sinfonía; como
auténticos creyentes pintamos con el amor las dificultades y contradicciones de la vida y
sembramos la semilla de la esperanza para que todo se vea hermoso en la diversidad.
 
• Iluminación Bíblica
 
(1 Corintios 1,10)
“Hermanos, en nombre de nuestro Señor Jesucristo les ruego que se pongan de acuerdo y
que no haya divisiones entre ustedes, sino que vivan en perfecta armonía de pensamiento
y opinión”
 
Palabra de Dios. Te alabamos, Señor Jesús.
 
• Lección para la vida
 
Jesús es la armonía perfecta que proviene del Padre, en ella se conjugan todas las acciones
de bondad que nacen del hombre. Nosotros la familia amigoniana, estamos llamados a
cooperar con la armonía a través de nuestras acciones, coherentes en la voluntad del
creador. Somos parte de la perfección y armonía en medio de una sociedad dividida y
vengativa.  
17

Esta navidad es propicia para armonizar nuestras vidas, haciendo un eco profundo de ello
en la sociedad del siglo XXI, somos cristianos, somos amigonianos, seguimos el ejemplo y
vida de Jesús y debemos de dar ese testimonio con obras de amor.
 
• Compromiso Amigoniano.
 
Celebremos la armonía como disciplina de vida, buscando la ecuanimidad de vida. La
pedagogía amigoniana nos pide acercarnos al otro, a su historia y su existencia; en
últimas, él es mi hermano.
 
  CONSIDERACIÓN DEL
DÍA SEXTO
• Don amigoniano:
 
La Resiliencia
 
Actitud activa ante el sufrimiento y la adversidad que permite el desarrollo de un
proceso de recuperación y enriquecimiento cualitativo de la persona y de su
proyecto vital.
 
• La palabra de Dios nos ilumina
 
(2 Corintios 4, 8-10)
“Por todas partes nos aprietan, pero no nos aplastan; andamos con graves
preocupaciones, pero no desesperados; somos perseguidos, pero no desamparados;
derribados, pero no aniquilados; siempre y a todas partes, llevamos en nuestro cuerpo los
sufrimientos de la muerte de Jesús, para que también en nuestro cuerpo se manifieste la
vida de Jesús”.
Palabra de Dios: R/ Gloria a ti, Señor Jesús.
18

• Lección para la vida


 
Familia Amigoniana, en este día reflexionamos a cerca de nuestra realidad humana,
reconociendo que nuestra vida se compone también de retos y sacrificios, acompañados de
dolor y llanto en muchas ocasiones.
 
El don de la resiliencia proviene del Padre, en palabras más cercanas a nuestra fe, es la
fortaleza que Dios nos da para afrontar el sufrimiento y los dolores de la vida.  Jesús, es el
ejemplo más claro de ser resiliente, su vida se desenvolvió en escenarios de rechazo,
negación, juzgamiento, y aun así no perdió nunca su capacidad resiliente fundamentada
en el amor.
 
Niño Jesús, desde tu pesebre hasta la cruz, nos mostraste que una vida está compuesta por
situaciones límites, a veces muy dolorosas y tristes, pero la confianza en el Padre, permitirá
que, por medio de la fe, nos unamos a tu gloriosa resurrección.  Amén.
 
• Compromiso Amigoniano. 

Para hoy, el compromiso nos invita a pensar en una situación que nos haya generado dolor
y pidamos en oración a Dios que no nos permita generar rencor en nuestro corazón, sino
que podamos perdonar aferrados a la fe en Dios, quien llena nuestros vacíos y cura
nuestras heridas.
19

CONSIDERACIÓN DEL
DÍA SÉPTIMO

• Don amigoniano:
 
La Empatía
 
“Para vivir de modo auténtico esta virtud hay que comenzar reconociendo en el otro
a alguien digno de consideración, y ponerse en sus circunstancias…
” (Anónimo).
 
• Iluminación Bíblica
 
(Lucas 7, 11-15)
“A continuación se dirigió a una ciudad llamada Naín, acompañado de los discípulos y de
un gran gentío. Justo cuando se acercaba a la puerta de la ciudad, sacaban a un muerto,
hijo único de una viuda; la acompañaba un grupo considerable de vecinos. Al verla, el
Señor sintió compasión y le dijo: –No llores. Se acercó, tocó el féretro, y los portadores se
detuvieron. Entonces dijo: –Muchacho, yo te lo ordeno, levántate. El muerto se incorporó
y empezó a hablar. Jesús se lo entregó a su madre.”
 
Palabra de Dios: R/ Gloria a ti, Señor Jesús.
 
• Lección para la vida
 
Jesús maestro nos muestra como familia amigoniana, a través de sus acciones, el
reconocimiento del otro, del prójimo, del hermano. Cuando nosotros reconocemos al otro
desde el evangelio, estamos cumpliendo el mandato divino, “Amar a Dios sobre todas las
cosas y al prójimo como así mismo”.
20

 
La empatía, es más que agradar al otro o ser agradado para el otro, es llegar al hermano
con amor, con bondad, ahí estamos estableciendo una empatía evangélica. Jesús tiene
compasión de la madre, pero en ella esta su hijo, al momento que la empatía es tan
fuerte, que se hace posible el milagro de la vida. Es el maestro que nos da la clave para
establecer una relación con el otro, a través de la empatía, nos enseña que el otro, el
hermano es semejanza del Padre, y que manteniendo una buena relación con él,
alcanzamos plenitudes terrenales y celestiales.
 
Jesús niño, a través de tu venida al mundo, permítenos como comunidad amigoniana, ser
seres empáticos en el amor, a tener siempre contacto con el hermano de forma
respetuosa, amable y paciente. Amén.
 
• Compromiso Amigoniano.
 
Durante esta navidad vamos a realizar algún acto que integre la familia: una reunión
familiar, un compartir la mesa, una película, una salida. Se trata de poder valorar la
existencia de cada miembro de nuestra familia como un regalo inconmensurable del amor
de Dios y hacerles sentir que son muy importantes para nosotros.
  21
 
  CONSIDERACIÓN DEL
 
DÍA OCTAVO
• Don amigoniano:
 
La Inclusión
 
Para Jesús y para nosotros como sus seguidores, el gran desafío es que nadie sea excluido
del reino del Padre.
 
• Iluminación Bíblica
 
(Mateo 28, 18-20)
“Jesús se acercó a sus discípulos y les dijo: Vayan y hagan discípulos entre todos los pueblos,
bautícenlos consagrándolos al Padre y al Hijo y al Espíritu Santo, y enséñenles a cumplir
todo lo que yo les he mandado.”
 
Palabra de Dios: R/ Gloria a ti, Señor Jesús.
 
• Lección para la vida
 
Uno de las realidades más tristes de este tiempo, es la exclusión, es señalar a los demás, es
ver en el otro una etiqueta, que si no cumple con lo establecido “desde lo social” no puede
estar. Vemos como por ser de otra condición social, por el color de piel, por la ideología
política, por la orientación sexual, por ser de otro país, etc, el hermano es rechazado.
 
Jesús envía a sus amigos a bautizar a todos aquellos que creen en el Padre, sin exclusión.
Todos los bautizados amigonianos somos incluidos en el Reino de los Cielos. Allí no hay
distinciones entre los hijos de Dios, nos reúne solo el amor. El Reino está presente, de allí
que debemos aceptar al hermano, sin entrar a juzgarlo, a condicionarlo o a rotularlo.  
22

Jesús nunca excluyo a nadie, por el contrario, sus hermanos más cercanos eran aquellos
que eran excluidos por el pueblo judío. Nosotros que vivimos el carisma amigoniano,
debemos seguir el ejemplo del maestro, no excluyamos, sentémonos a la mesa con los
más pobres, escuchemos al oprimido, tendamos la mano a quien está siendo rechazado.
 
Amado Jesús nacido en el pesebre, gracias por ser imagen de la humildad, por abrir los
corazones de quienes no habían entendido que todos somos iguales que no hay nada que
nos distinga ante el Padre. Amén.
 
• Compromiso Amigoniano.
 
Hacer un acto de conciencia reconociendo acciones que nos alejan de la humildad y nos
hacen vivir de una forma engreída, supeditada a posesiones materiales, de dominación,
etc., y realizar el propósito de asumir una actitud de sencillez, amabilidad, valoración del
otro.

CONSIDERACIÓN DEL
DÍA NOVENO
 
• Don amigoniano:
 
El Amor misericordioso
 
Toda la obra de Dios que podemos ver manifiesta en Jesús podemos entenderla desde
su amor misericordioso; es decir, ese estar siempre de nuestro lado pese a nuestras
fallas y debilidades.
23
 
• La palabra de Dios nos ilumina
 
(Lucas 2, 7-11)
“Y dio a luz a su hijo primogénito; le envolvió en pañales y le acostó en un pesebre, porque
no había lugar para ellos en el mesón. En la misma región había pastores que estaban en
el campo, cuidando sus rebaños durante las vigilias de la noche. Y un ángel del Señor se
les presentó, y la gloria del Señor los rodeó de resplandor, y tuvieron gran temor. Mas el
ángel les dijo: No temáis, porque he aquí, os traigo buenas nuevas de gran gozo que serán
para todo el pueblo; porque os ha nacido hoy, en la ciudad de David, un Salvador, que es
Cristo el Señor”.
Palabra de Dios. Gloria a ti, Señor.
 
• Lección para la vida
 
Familia amigoniana, comunidad de fe, hoy es el último día de nuestra novena navideña;
hay una razón mayor para participar en este encuentro y es la conmemoración del
nacimiento del Mesías, el nacimiento del amor misericordioso, del Padre para la
humanidad entera. Permitamos que ese amor misericordioso, permanezca en nosotros, a
través de la presencia del Mesías, retomando el lugar de los pastores, resplandecidos por
la presencia del Ángel, cuando se escuchó: No temáis, porque he aquí, os traigo buenas
nuevas de gran gozo que serán para todo el pueblo; porque os ha nacido hoy, en la ciudad
de David, un Salvador, que es Cristo el Señor”.
 
Esta noche de paz y amor, se celebra en la vida de los cristianos la noche del amor pleno
del Padre, encarnado en su hijo Jesús, no es un amor cualquiera, es un amor de
misericordia que nos da Dios para darle sentido a nuestra existencia humana.  Acojamos
hermanos ese amor de misericordia, como lo acogió la mujer que tuvo la oportunidad de
escuchar las palabras de misericordia de Jesús: –“Tampoco yo te condeno. Ve y en
adelante no peques más”.
24

 
Jesús niño, hoy naces en nosotros, queremos como familia amigoniana disponernos para
recibir tu amor lleno de misericordia en medio de nuestra debilidad humana. María,
tómanos en tus manos santas, esas mismas manos que acogieron al salvador del mundo en
el pesebre y bendice nuestra vida. Amén.
 
• Compromiso Amigoniano.
 
Celebrar la navidad en familia, compartiendo el milagro de la vida y de la fe y agradeciendo
a Dios por su amor que se hace presente en su hijo Jesús.

VILLANCICOS
TRADICIONALES
25

MI BURRITO SABANERO

Con mi burrito sabanero voy camino de Belén


con mi burrito sabanero voy camino a Belén
si me ven, si me ven, voy camino de Belén
el lucerito mañanero ilumina mi sendero
el lucerito mañanero ilumina mi sendero
si me ven, si me ven, voy camino de Belén
con mi cuatrico voy cantando, mi burrito va trotando
con mi cuatrico voy cantando, mi burrito va trotando
si me ven, si me ven, voy camino de Belén

Tuqui tuqui tuqui tuqui, tuqui tuqui tuquita


apurate mi burrito que ya vamos a llegar
tuqui tuqui tuqui tuqui, tuqui tuqui tuquita
apurate mi burrito, vamos a ver Jesús

Con mi burrito sabanero voy camino de Belén


si me ven, si me ven, voy camino de Belén
el lucerito mañanero ilumina mi sendero
si me ven, si me ven, voy camino de Belén
con mi cuatrico voy cantando,
mi burrito va trotando
si me ven, si me ven, voy camino de Belén
Tuqui tuqui tuqui tuqui, tuqui tuqui tuquita
apurate mi burrito que ya vamos a llegar
tuqui tuqui tuqui tuqui, tuqui tuqui tuquita
apurate mi burrito, vamos a ver Jesús

Con mi burrito sabanero voy camino de Belén


si me ven, si me ven, voy camino de Belén
si me ven, si me ven, voy camino de Belén
26

CAMPANA SOBRE CAMPANA

Campana sobre campana


y sobre campana una
asómate a la ventana
verás el niño en la cuna
 
Coro:
Belén, campanas de Belén
que los ángeles tocan
¿qué nuevas me traéis? Caminando a medianoche
  ¿dónde caminas pastor?
Recogido tu rebaño te llevaré a cuidarte
¿a dónde vas pastorcito? como a Dios, mi corazón
voy a llevar al portal  
requesón, manteca y vino Coro
   
Coro Campana sobre campana
  y sobre campana una
Campana sobre campana asómate a la ventana
y sobre campana dos verás al niño en la cuna
asómate a la ventana  
porque está naciendo Dios Recogido tu rebaño
  ¿a dónde vas pastorcito?
voy a llevar al portal
requesón, manteca y vino
 
Coro
27

LOS PECES EN EL RÍO

La virgen se está peinando entre cortina y cortina


sus cabellos son de oro, el peine de plata fina
 
Pero mira como beben los peces en el río
pero mira como beben por ver al Dios nacido
beben y beben y vuelven a beber
los peces en el río por ver al Dios nacer
 
La virgen está lavando y tendiendo en el romero
los angelitos cantando y el romero floreciendo
 
Pero mira como beben los peces en el río
pero mira como beben por ver al Dios nacido
beben y beben y vuelven a beber
los peces en el río por ver al Dios nacer
 
La virgen está lavando con un poquito jabón
se le picaron las manos, manos de mi corazón
 
Pero mira como beben los peces en el río
pero mira como beben por ver al Dios nacido
beben y beben y vuelven a beber
los peces en el río por ver al Dios nacer
28

ANTÓN TIRULIRULIRU

Antón tiruliruliru
antón tirulirurá
antón tiruliruliru
antón tirurilurá
Jesús al pesebre vamos a adorar (bis).
 
Duérmete niño chiquito
que la noche viene ya
cierra pronto tus ojitos
que el viento te arrullará
 
Antón tiruliruliru
antón tirulirurá
antón tiruliruliru
antón tirulirulá
Jesús al pesebre vamos a adorar (bis).
 
Duérmete niño chiquito
que tu madre velará
cierra pronto tus ojitos
porque la entristecerás
 
Antón tiruliruliru
antón tirulirurá
antón tiruliruliru
antón tirulirulá
Jesús al pesebre vamos a adorar (bis).
29

EL TAMBORILERO

El camino que lleva a Belén


baja hasta el valle que la nieve cubrió.
Los pastorcillos quieren ver a su Rey,
le traen regalos en su humilde zurrón
rom pom pom pom, rom pom pom pom
 
Ha nacido en un portal de Belén
el niño Dios.
 
Yo quisiera poner a tus pies
algún presente que te agrade Señor,
mas Tú ya sabes que soy pobre también,
y no poseo más que un viejo tambor.
rom pom pom pom, rom pom pom pom
 
¡En tu honor frente al portal tocaré
con mi tambor!
 
El camino que lleva a Belén
yo voy marcando con mi viejo tambor,
nada mejor hay que te pueda ofrecer,
su ronco acento es un canto de amor
rom pom pom pom, rom pom pom pom
cuando Dios me vio tocando ante Él, me sonrió.
30

TUTAINA

Los pastores de Belén


vienen a adorar al niño
la Virgen y san José
los reciben con cariño
 
Tutaina tuturuma
tutaina tuturumaina
tutaina tuturuma turuma
tutaina tuturumaina
 
Tres reyes vienen también
con incienzo mirra y oro
a ofrendar a Dios su rey Tutaina tuturuma
con el mas grande tesoro. (bis) tutaina tuturumaina
tutaina tuturuma turuma
tutaina tuturumaina (bis)
 
Vamos todos a cantar
con amor y alegria
porque acaba de llegar
de los cielos el mesias.

Tutaina tuturuma
tutaina tuturumaina
tutaina tuturuma turuma
tutaina tuturumaina (bis)
31

PASTORES VENID

En el portal de Belén Pastores venid Calla mientras la cuna


hay estrellas, sol y luna pastores llegad se balancea
la Virgen y San José adorad al niño a la nanita, nana
y el niño que está en la cuna adorad al niño nanita ea (Bis)
  que ha nacido ya (bis)  
Pastores venid   A la nanita, nana, nanita
pastores llegad No sé si será el amor nana, nanita ea
adorad al niño no se si serán mis ojos mi Jesús tiene sueño
adorad al niño más cada vez que te miro bendito sea, bendito sea (Bis)
que ha nacido ya (bis) me pareces más hermoso  
    Pimpollo de canela
Ábreme tu pecho niño Pastores venid lirio en capullo
ábreme tu corazón pastores llegad duérmete sin reselo
que hace mucho frío afuera adorad al niño mientras te arruyo
y allí solo hallo calor adorad al niño  
  que ha nacido ya (bis) Duérmete que del alma
Pastores venid   mi canto brota
pastores llegad A la nanita, nana, nanita y un delirio de amores
adorad al niño nana, nanita ea en cada nota (bis)
adorad al niño mi Jesús tiene sueño
que ha nacido ya (bis) bendito sea, bendito sea (Bis)
   
Al niño miró la Virgen Fuentecilla que corre
a la Virgen San José clara y sonora
al niño miran los dos ruiseñor que en la selva
y se sonríen los tres cantando llora
32

A LA NANITA NANA

A la nanita, nana, nanita


nana, nanita ea
mi Jesús tiene sueño
bendito sea, bendito sea (Bis)
 
Fuentecilla que corre
clara y sonora
ruiseñor que en la selva
cantando llora

Calla mientras la cuna


se balancea
a la nanita, nana
nanita ea (Bis)
 
33

NOCHE DE PAZ

Noche de paz, noche de amor,


todo duerme en derredor
entre sus astros que esparcen su luz
bella anunciando al niñito Jesús
brilla la estrella de paz
brilla la estrella de paz.
 
Noche de paz, noche de amor,
todo duerme en derredor
sólo velan en la oscuridad
Llos pastores que en el campo están;
y la estrella de Belén
y la estrella de Belén.
 
Noche de paz, noche de amor, Noche de paz, noche de amor,
todo duerme en derredor; todo duerme en derredor
sobre el santo niño Jesús fieles velando allí en Belén
una estrella esparce su luz, Los pastores, la madre también
brilla sobre el Rey y la estrella de paz
brilla sobre el Rey. y la estrella de paz.
 
Noche de paz, noche de amor,
todo duerme en derredor.
entre sus astros que esparcen su luz
bella anunciando al niñito Jesús
brilla la estrella de paz
34

www.ucatolicaluisamigo.edu.co
fondo.editorial@amigo.edu.co
Sede principal Medellín, Antioquia - Colombia
Transversal 51 A Nº 67 B. 90
Tel. +57 (4)4487666

Edición
Fondo Editorial Universidad Católica Luis Amigó

Diseño y diagramación
Oficina de Comunicaciones y RRPP

Producción
Hecho en Colombia / Made in Colombia
Publicación de la Universidad Católica Luis Amigó.

Copyright © todos los derechos reservados


Noviembre de 2020