Está en la página 1de 10

INFORME LEGAL

Para : Abog. Aldo Blume Rocha


Catedrático de la Universidad San Martin de Porres
De : Angel Chirinos Quispe
Asunto : Análisis de Sentencia
Referencia : STC N° 05157 2014-PA/TC (Acceso al crédito)
Fecha : Lima 05 de junio del 2019

1. LOS HECHOS

a. Componente factico

Con fecha 20 de noviembre de 2013, doña Maria Chura Arcata interpone


demanda de amparo contra el Banco de la Nación, a fin de que se elimine
el límite de edad como criterio para otorgar préstamos de dinero,
denominados préstamo Multired, y que dicha entidad cumpla con pagarle
los costos que genere la tramitación del presente proceso.

La recurrente señala que nació el 22 de octubre de 1928, por lo que al


momento de la interposición de la demanda contaba con 85 años, y que
es clienta de la entidad demandada. Sostiene que con fecha 18 de
octubre de 2013, se apersonó a la sucursal "C" del Banco de la Nación en
Puno para solicitar un préstamo Multired, el cual fue denegado por ser
mayor de 83 años. Por la tarde, aduce, presentó una solicitud por escrito
para que la institución financiera se abstenga de realizar tratos
discriminatorios contra su persona. En dicho documento, consignó que
cuenta con capacidad de pago, en razón a que recibe una pensión
mensual canalizada por la entidad demandada y que, además, se
encuentra dispuesta a pagar un seguro de desgravamen.

Con fecha 3 de diciembre de 2013, don Silverio Ediltrudes Cotrado


Montes, apoderado del Banco de la Nación, contesta la demanda y
solicita que sea declarada infundada, debido a que el contrato de mutuo
se rige según la autonomía de la voluntad de las partes y que existe un
trato diferenciado, pero que es objetivo y razonable, pues la avanzada
edad de la solicitante incrementa el riesgo crediticio, máxime si no se
acreditó el pago de un seguro de desgravamen. Sostiene que la entidad
busca la salvaguarda de los fondos públicos que administra y que de esta
manera está cumpliendo con los requisitos y condiciones de la Directiva
interna BN-DIR-3300 N° 045-01, cuando señala que "el Préstamo Multired
deberá tener el mínimo riesgo crediticio y operativo", por lo que no existe
discriminación.

El Primer Juzgado Mixto de Puno declaró infundada la demanda por


considerar que dicho trato diferenciado se sustenta en una cuestión
objetiva y razonable, como lo es la edad. Adicionalmente, sustenta su
decisión en que la actora no ha acreditado que otra persona de su edad sí
hubiera accedido a un crédito y ella no.

1 - 10
La Sala revisora confirmó la recurrida por el mismo fundamento.

b. Base Legal

- Principios de las Naciones Unidas en favor de las personas de edad


aprobada con Resolución 46/91 del 16 diciembre de 1991.
- Carta de San José sobre los derechos de las personas mayores de
América Latina y el Caribe
- Constitución política del Perú 1993 (Artículo 2, inciso 2, Articulo 4 y 44)
- Ley N°30490 Ley de la Persona Adulta Mayor del 20 de julio del 2016
- Decreto Supremo Nº 007-2018-MIMP Decreto Supremo que aprueba el
Reglamento de la Ley N° 30490, Ley de la Persona Adulta Mayor del
26 de agosto del 2018
- Código Penal peruano
- STC N° 0045-2004-AA/TC
- STC N° 07873-2006-AC
- STC N° 03700-2010-HD/TC
- Comité de Derechos Económicos, Sociales y Culturales de las
Naciones Unidas.
- Protocolo Adicional a la Convención Americana sobre derechos
Humanos en materia de Derechos Económicos, Sociales y Culturales –
Protocolo de San Salvador (Artículo 17).
- La Carta de San José sobre los derechos de las personas mayores de
América Latina y el Caribe.
- Informe del Director General de la Organización Internacional del
Trabajo (OIT) “La hora de la igualdad en el trabajo”
- Código Penal (Artículo 323).
- Pacto internacional de derechos económicos, sociales y culturales (Art.
13)
- Convención sobre la eliminación de todas las formas de discriminación
contra la mujer (Artículo 13 y 14, inciso g)
- Convención sobre los derechos de las personas con discapacidad (Art.
12, inciso 5)
- Convención Interamericana sobre la protección de los derechos
humanos de las personas mayores (Art. 7)
- Declaración Política de la II – Asamblea Mundial sobre el
envejecimiento Naciones Unidas – Madrid 2002 (Articulo 1)
- Ley 28803- ley de las personas Adultas Mayores (Articulo 1,2,3,4 y 7)
- Decreto Supremo N° 013-2016-MINDES- Reglamento de la Ley 28803
- Comité para la eliminación de la Discriminación contra la Mujer
(Recomendación general N°25, Articulo 4)

2. LOS PROBLEMAS

a. Problema principal

El problema jurídico radica en determinar, si establecer límites en razón


de la edad para el acceso a un crédito resulta constitucional o no. La
demanda se sustenta en que dicha prohibición, según se alega, el

2 - 10
derecho a la igualdad y no discriminación contenido en el artículo 2.2 de
la Constitución.

b. Problemas secundarios

1) El deber especial de protección de los derechos de las personas


adultas mayores.
2) La prohibición de discriminación por razones de edad.
3) La evaluación crediticia y la posibilidad de acceso al crédito como
instrumentos para la autorrealización del adulto mayor.
4) Análisis del caso concreto

3. EL ANÁLISIS

a. El deber especial de protección de los derechos de las personas


adultas mayores.

El tribunal se pronuncia sobre las personas de mayor edad que para no


profundizar mucho en su variedad de nombres decidió unir todos estos
términos en uno solo, según se le adjudica a la Ley 30490, Ley de la
Persona Adulta Mayor, también siendo importante lo mencionado en el
artículo 2 de la Convención Interamericana sobre la Protección de los
Derechos Humanos de las Personas Mayores en el que se establece que
las personas adultas mayores son de 60 o más edad.

Tenemos que aclarar que en la constitución peruana no considera o no


menciona específicamente los derechos de los adultos mayores (en el
inciso 4 se infiere más a una tutela de las personas mayores por razón de
abandono) siendo reconocido por el Tribunal, este busca que haya
mejores recursos para salvaguardar los derechos de estas personas que
necesitan de una tutela.

Según el artículo 55 de la Constitución que habla de los tratados


celebrados por el Estado y en vigor forman parte del derecho nacional,
por lo que se convierte en un derecho fundamental con lo cual se busca
su protección de cualquier atentando contra este derecho por la misma
sociedad que afecta sucesivamente los derechos de las personas
mayores.

La sociedad crea falsos estereotipos sobre el adulto mayor , declarando


su incapacidad y su falta de autonomía , basándose en la falta de
conocimiento y desarrollo que tienen estas personas con los medios de
comunicación que no les permite autor realizarse frente al resto, que por
lo general provoca una dependencia de este grupo de personas , por lo
que el Tribunal reconociendo este problema menciona que en estos tipos
de caso el Estado peruano debe proteger la autonomía de la persona
mayor para que este pueda autor realizarse a la par con los otros sin
ningún impedimento, sin la actuación de terceras personas.

3 - 10
Se tiene que adoptar medidas que permitan a las personas mayores de
tener una independencia y que no afecten a su economía o su desarrollo
social por lo que el Estado peruano no puede negarle ya que esto ya se
estableció en la Asamblea General de las Naciones Unidas que busco la
implementación de dichas medidas para el beneficio de este grupo que
podrían llevar su vida sin restricciones de edad , el Estado peruano tiene
que también observar que este grupo se fue incrementando a lo largo de
los años por lo que ahora el Estado peruano tiene imponer estas medidas
para que haya una igualdad entre las personas sin límites de edad.

b. La prohibición de discriminación por razones de edad.

No hay que olvidar que la obligación del Estado con los adultos mayores
es la de protegerlos frente a la discriminación por tema de edad según lo
dicho en el artículo 2, inciso 2 de la constitución política del Perú en el que
habla sobre el derecho de la igualdad ante la ley que prohíbe la
discriminación por origen, raza, sexo, religión, opinión o de cualquiera otra
índole. Lo comparo con el fundamento 4del STC 03525-2011-PA/TC que
toca también el derecho de igualdad y como este es vulnerado, EL
ARTICULO 2 no especifica a la discriminación de edad como una falta,
aunque menciona cualquiera otra índole que podría incluir a la edad
también pero que no estaba explícitamente en la constitución , tal vez
porque en ese tiempo no había un aumento de la población de adultos
mayores ni tampoco tanta polémica como para considerarla dentro de la
constitución pero que actualmente amerita su inclusión.

Los especialistas de este tema como son la Comisión Económica para


América Latina y el Caribe (CEPAL) que señala a la discriminación de
edad como un problema que afecta el ejercicio de los derechos , según la
especialista Sandra Huenchuan afirma que los adultos mayores son más
propensos a sufrir por falta de recurso por que limitan su capacidad , por
lo resuelto en el artículo 17 Protocolo Adicional a la Convención
Americana sobre Derechos Humanos en materia de Derechos
Económico, Sociales y Culturales -Protocolo de San Salvador-, que fue
modificado por el Estado Peruano que indica que “toda persona tiene
protección especial durante su ancianidad”.

El tribunal reconoce que la función primordial del Estado peruano es la de


proteger los derechos ejercidos por los adultos mayores ya que estos
además de ser los titulares también lo ejercen , esto causo que el tribunal
incluya en su jurisprudencia a la discriminación de edad que según el STC
10078-2005- AA/TC señalo que los funcionarios mayores de 65 eran
puestos a prueba sin considerar su larga carrera profesional sino se
dejaban llevar más por ese estereotipo provocando limites , esto se puede
ver en los puestos de trabajo cuando alguien aspira a un trabajo siempre
prefieren escoger más a un joven que alguien mayor sin ni siquiera
evaluar su trayectoria como esto hay muchos casos que se pueden ver en
la sociedad.

4 - 10
Si se quiere llevar un castigo por este incumplimiento se puede apreciar
en el artículo 323 del código Penal que aclara que cualquier
“discriminación ya sea por racial, religioso, sexual, de factor genético,
filiación edad discapacidad, idioma, identidad étnica y cultural,
indumentaria, opinión política o de cualquier índole, o condición
económica que traerá consigo una pena privativa de libertad no menor de
dos años ni mayor de tres o con prestación de servicios a la comunidad
de sesenta a ciento veinte jornadas”.

El factor discriminatorio de la edad hizo que se entienda como “cualquier


otra índole” ya que causar un trato diferenciado por un tema de edad
vulnera su derecho de igualdad por lo que la institución que afecto dicho
derecho tiene que pronunciarse ya que esta negación de aceptar el
crédito solicitado por una razón de límite de edad generara en el tribunal
que declare fundada la demanda por afectación de los derechos
fundamentales.

c.- La evaluación crediticia y la posibilidad de acceso al crédito como


instrumentos para la autorrealización del adulto mayor

Teniendo en cuenta que la evaluación crediticia permite, siempre que se


cumplan con todos los requisitos, acceder a un préstamo, el Tribunal
consideró que era necesario desarrollar algunas consideraciones con
respecto al acceso al crédito y en base a ello determinar si su denegatoria,
teniendo como único factor a la edad, constituía un trato discriminatorio
proscrito por la constitución.
El tribunal consideró que, si bien es cierto el acceso al crédito, no se
encuentra tipificado en la Constitución Política del Perú como un derecho
fundamental, éste se encuentra en estrecha relación con los otros derechos
y/o principios que sí tienen respaldo en la Constitución y en el derecho
internacional.
El Tribunal menciona además que el acceso al crédito permite el ejercicio de
otros derechos constitucionales, señalando así su estrecha relación con el
derecho a la vivienda, a la educación al acceso a la salud entre otros. Pues
considera que existen amplios sectores de la población cuyo acceso a la
vivienda depende de un sistema de crédito, debido al elevado costo que
ciertos bienes tienen, por lo que la negación de un crédito dificultaría su
adquisición y además vulneraría el derecho a la vivienda, tal y como se
señaló en la Corte Constitucional de Colombia, mediante la T-328-14, en su
fundamento 3.15, donde se advertía la vulneración al debido proceso, a la
buena fe y al derecho a la vivienda.
Con respecto al derecho a la educación, menciona que el acceso al crédito,
fomenta la iniciación o continuación de estudios, lo cual permite la
realización y materialización del derecho a la educación, sobre todo en
personas de precariedad económica, cuya obtención del crédito les permitirá
acceder a distintos niveles de educación.

5 - 10
Asimismo, el Tribunal Constitucional considera que el acceso al crédito
permite a las personas autorrealizarse, toda vez que le brinda el capital
suficiente para iniciar un negocio, o desempeñar un oficio o empleo.
La tesis del tribunal se encuentra respaldada por las normas de derechos
humanos, quienes consideran que el acceso al crédito financiero sin
discriminación es un derecho, vinculado al derecho fundamental a un nivel
de vida adecuado, y los Estados deben adoptar medidas especiales para
asegurarla, así se desprende de uno de los principales instrumentos
internacionales de derechos humanos, la Convención sobre la eliminación
de todas las formas de discriminación contra la mujer, que establece en su
artículo 13 que: “Los Estados Partes adoptarán todas las medidas
apropiadas para eliminar la discriminación contra la mujer en otras esferas
de la vida económica y social a fin de asegurar, en condiciones de igualdad
entre hombres y mujeres, los mismos derechos, en particular: (…) b) El
derecho a obtener préstamos bancarios, hipotecas y otras formas de crédito
financiero” (Naciones Unidas, 1979).
Considerando además que las fuentes internacionales concuerdan con el
Tribunal en que el acceso al crédito tiene una estrecha relación con otros
derechos fundamentales podemos señalar dos fuentes del marco
internacional de los derechos humanos que abordan el acceso al crédito
como un asunto conexo al derecho humano a un nivel de vida adecuado:
En primer lugar, la labor de los comités de los tratados de derechos
humanos, a partir del examen del cumplimiento por parte de los países, en el
que se han ido desarrollando diversos aspectos del asunto.
En segundo término, y de forma complementaria, se encuentran los
informes y trabajos de la Experta independiente encargada de la cuestión de
los derechos humanos y la extrema pobreza, de las Naciones Unidas, que
se ha referido a la temática del acceso al crédito en relación a las medidas
de superación de este flagelo.
Por lo antes mencionado el Tribunal Constitucional considera que la
posibilidad de obtener un crédito cumple un rol indispensable en la
concreción de los derechos conexos, como son la educación, salud y
vivienda, entre otros, en razón de que posibilita gozar de seguridad
económica, y por tanto de procurarse condiciones mínimas como la vivienda,
alimentación atención en establecimientos de salud, entre otras, con la
finalidad de incrementar su bienestar y su posición financiera.
Asimismo, con respecto a las personas adultas mayores, entendidas con
éste término a las personas mayores de 60 años, resulta indispensable
fomentar su autonomía en la toma de decisiones y en el diseño y concreción
de sus proyectos de vida, asimismo teniendo en cuanta los estudios
recientes que consideran el incremento de la esperanza de vida de éste
grupo de personas, es necesario implementar medidas efectivas que les
permitan participar a todos los beneficios que al sociedad y el Estado
dispensan, ello en base a la Convención Americana que reconoce el
derecho a la persona adulta mayor a tomar decisiones, a la definición de un
plan de vida , a desarrollar un plan de vida autónoma y a disponer de
mecanismos para poder ejercer sus derechos.

6 - 10
Por lo que considera indispensable entender la situación de las personas
adultas mayores desde una perspectiva que resalte las cualidades y
experiencias que ellas pueden aportar para el desarrollo de la sociedad,
resultando de éste modo indispensable fomentar su autonomía en la toma
de decisiones y en el diseño concreto de su proyecto de vida, reconociendo
de éste modo también el derecho a la sociedad de beneficiarse de los
conocimientos que y experiencias que las personas adultas mayores pueden
aportar para la formación de las personas más jóvenes, señalado en el
artículo 13 del Pacto internacional de Derechos Económicos, Sociales y
Culturales, por lo que resulta indispensable que el Estado fomente el
reconocimiento de las valiosas contribuciones actuales y potenciales de la
persona mayor al bienestar común, a la identidad cultural, a la diversidad de
sus comunidades, al desarrollo humano, social y económico y a la
erradicación de la pobreza.
Por otro lado es preciso mencionar el informe de seguimiento de la segunda
Asamblea General de las Naciones Unidas, la misma que concluye que las
restricciones al acceso al crédito son manifestaciones de discriminación y la
Recomendación General Nro. 27, del Comité de Derechos Económicos
Sociales y Culturales, donde considera que se deben eliminar todas las
barreras basadas en la edad y el sexo que obstaculicen el acceso a los
créditos y préstamos agrícolas, por considerar a la falta de acceso al crédito
como factor incidente en la extrema pobreza.
Por último el comité para la eliminación de la Discriminación contra la Mujer
(CEDAW), en su Recomendación General N°25 , comentándolo el artículo 4
de la convención hace hincapié en que los estados partes deben adoptar
medidas especiales para acelerar la modificación y la eliminación de
prácticas culturales , actitudes y comportamientos estereotípicos que
discriminan a la mujer o la sitúan en posición de desventaja , incluyendo en
estas medidas especiales a los créditos y préstamos.
d.- Análisis del caso concreto
Teniendo en cuenta que la DEMANDANTE denuncia la violación del derecho
a la igualdad y no discriminación de una persona mayor de 87 años, ello
debido a que el DEMANDADO le ha negado al posibilidad de acceder a un
crédito basándose únicamente en la edad, lo cual ha sido aceptado por el
DEMANDADO, en su contestación de la demanda aduciendo que tal hecho
se realizó en cumplimiento a lo regulado en la Directiva BN-DIR-3300 N° 45-
01, en la que se admite la edad como un factor que incrementa el riesgo
crediticio y operativo.
Determinación de la intensidad de la intervención

En esta parte se interpreta que la discriminación por edad va en contra de


los principios fundamentales de las personas consideradas en el artículo 2.2
de la Constitución debido a que dicho artículo contempla otras protecciones
respecto a otros derechos fundamentales muy aparte de lo expresado en el
artículo 2.2 bajo el manto de “cualquier otra índole”.

7 - 10
El Banco de la Nación con el criterio de la edad se ha quedado corto en sus
premisas de restricción respecto a los préstamos pudiendo considerar otros
aspectos no tan discriminatorios como la edad.

Determinación de la justificación de la intervención

i. Determinación del medio y la finalidad del tratamiento diferente

El medio para un tratamiento diferente para personas mayores de 83


años ha sido la Directiva BN-DIR-3300-Nro 045-01 la cual regula el
otorgamiento de los préstamos.

Con este documento se busca reducir el riesgo que puede presentar


los casos de préstamos a personas mayores de 83 años, es decir
garantizar los pagos a futuro y es legítimo la preocupación de la
Institución Bancaria ya que no hay un hecho factico que prohíba
proteger de esa manera una inversión.

ii. Examen de idoneidad


En esta parte se quiere determinar si existe una relación entre la
Directiva en mención y el interés de hacer efectivo el cobro de
créditos.

La denegación de un crédito a una persona mayor de 83 años


efectivamente permite reducir un posible incumplimiento de pago, sin
embargo, esta afirmación de que solo la edad representa el riesgo de
ausencia de pago, esto según el Tribunal Constitucional no es así.

Pero en este contexto la idea principal es resguardar el interés del


banco de hacer efectivo el cobro de crédito que otorga o sino se
incrementaran las perdidas por prestamos impago.

De lo expuesto para el Tribunal Constitucional se ha superado el


examen de idoneidad

iii. Examen de necesidad

De acuerdo a la premisa se quiere determinar 2 puntos.

- Determinarse si existen medios alternativos idóneos con


relación al medio adoptado.
- De los medios alternativos idóneos determinar algunos
benignos con el derecho involucrado.

Con relación al primer punto, para garantizar la devolución de


un crédito, si existen alternativas, como por ejemplo el empleo
de un garante o aval. Mediante esta figura se garantiza la
devolución del crédito para la afrontar las contingencias que
puede darse con el deudor del crédito. En consecuencia, si
existen alternativas para poder proporcionar prestamos en este

8 - 10
caso a mayores de 83 años. Adicionalmente, también se
podría optar por considerar tasas de interés diferenciadas y
seguros para garantizar el pago de la deuda.

Con relación al segundo punto se podría afirmar que


cuestiones benignas con relación a los créditos, son poco
probables en vista que la entidad crediticia, por lo expuesto,
solo quiere asegurar el retorno de lo prestado.

Para el Tribunal Constitucional la posibilidad de acceder a un


crédito considerando como único factor la edad de la persona
es un trato discriminatorio prohibido por el artículo 2.2 de la
Constitución.

Por lo expuesto, no se ha superado el examen de necesidad,


en consecuencia, la demanda debe ampararse.

4. LA CONCLUSIÓN

- El desarrollo y exposición de la presente sentencia, ha demostrado que


en diferentes actividades donde interactúa las personas y en estado de
derecho, existen normas discriminatorias que atentan contra los derechos
fundamentales de la persona en forma subrepticia y que al no darnos
cuenta afectan el desarrollo humano.

- Solo un adecuado análisis de aquellos hechos facticos (normas,


directivas, etc.) contrastándolo con la Constitución y documentos afines a
un determinado problema, podremos darnos cuenta de ciertas
discriminaciones y abusos que debemos desterrar.

- Los hechos presentados corresponden a una relación con un banco


estatal, asimismo, en el ámbito privado la Ley 29903 del 19 julio 2012 Ley
de AFP estableció que para adultos mayores de 60 años se crea el Fondo
Cero, es decir que también se ha adoptado medidas protección en el
ámbito privado.

- Como conclusión podemos señalar que el Tribunal Constitucional (TC) ,


máximo intérprete de la Constitución, estableció que la denegación del
otorgamiento de préstamos a estas personas, considerando como único
criterio para concederlos la edad, constituye un trato discriminatorio que
afecta derechos fundamentales, ello en base a que, de acuerdo con las
normas de derechos humanos, el acceso al crédito financiero sin
discriminación es un derecho, vinculado al derecho fundamental a un nivel
de vida adecuado, y los Estados deben adoptar medidas especiales para
asegurarlo.

- Consideramos que los adultos mayores merecen una especial tutela por
parte del Estado peruano, lo cual no solo se debe a la situación de
vulnerabilidad en la que se encuentran, sino que también se fundamenta

9 - 10
en el hecho de que son personas que, por su experiencia de vida y
conocimientos adquiridos, están en la condición de sumar considerables
aportes a la sociedad.

- Teniendo en cuenta que el Instituto Nacional Estadística e Informática


(INEI), del censo realizado el año 2017, señalo que los adultos mayores
con más de 60 años, eran el total 2´495,866, los que representaban el
9.1% de la población nacional y se proyectaba que en el año 2025 será el
13.27%. Con lo cual se demuestra el progresivo envejecimiento de la
población peruana, constituyendo un grupo social expuesto a situaciones
de desigualdad , dependencia , vulnerabilidad y maltrato , es decir sin
protección e invisible ante una sociedad que no está preparada para
reconocer sus derechos establecidos en la Constitución Política del Perú
de la Ley 28803-Ley de las Personas Adultas Mayores por lo que
consideramos necesario que el Estado lleve a cabo una serie de
modificaciones sociales económicas y culturales que permitan que
puedan gozar de todos sus derechos y beneficios , dejando de ser
discriminados , aislados, vulnerados y sean tratados de forma desigual.

- En el caso específico consideramos que la edad de ninguna forma puede


ser usado como único criterio para denegar el crédito a una persona
adulta mayor, toda vez que podrían establecerse otros parámetros
adicionales , límites de importes a prestar según la edad, este requerir
aval , el pago de un seguro , descuentos en planilla ya que los que
acceden al crédito Multired son pensionistas del Estado, y no negarse el
derecho a acceder un crédito por el simple hechos de ser mayor de 75
años privándolos de gozar de una vida digna y realizarse.

- Es preciso mencionar que Paraguay es el único país que expresa la


igualdad en este campo especifico, pues en el artículo 3 de la ley 1885,
de 2002, se señala que: 2 Toda persona de la tercera edad goza del
pleno ejercicio de sus derechos civiles , comerciales y laborales en
igualdad de condiciones con los demás sujetos de crédito, sin que la edad
constituya impedimento alguno contra obligación de terceros

- Finalmente, por todo lo antes mencionado consideramos que es


necesario que el Estado adopte medidas necesarias a fin de eliminar la
discriminación que sufren las personas mayores en esta dimensión,
discriminación que surge de la asimilación de la edad avanzada a un
mayor riesgo, y que perjudica seriamente las posibilidades de las
personas de este segmento de acceder al servicio, no solo restringiendo
este acceso, sino favoreciendo además ciertas prácticas abusivas, que
incluso pueden afectar el patrimonio de la persona mayor y de su familia.

Es todo cuanto informo para su conocimiento para su conocimiento y fines


pertinentes.

10 - 10

También podría gustarte