Está en la página 1de 7

Breve selección de

fábulas
TEMISTOCLES TEJADA
“El Elefante Rojo”
(1840-1883)

2020
Fábula XIII
EL GALLINAZO Y LA CIGÜEÑA
Un pobre gallinazo de un tejado Tu fealdad es horrible, y tanta, tanta,
Resbaló cierta vez y despicado Como ninguna, pues al miedo espanta.
Se quedó para siempre, y tal sufría Te falta casi un ojo, estas sin pico,
Que comer y beber ya no podía. Abatido, canoso; y no me explico
Tristes sus horas de dolor pasaba Por qué vives aún en esta vida
En una roca, por la cual volaba Do toda tu esperanza está perdida.
Una cigüeña en la mañana y la tarde Recibe mi consejo: todo feo
De su tonto charlar haciendo alarde. Debe matarse, pues según yo veo
-Amigo gallinazo- le decía, Es un ente de más tan despreciable
Con socarrona mofa cada día- Que acaba por hacerse detestable.
-Ya me lo sé que mi desgracia suma
De defectos innúmeros me abruma,
Pero entiende cigüeña socarrona,
Que charlas como estúpida persona:
Yo espero en Dios y a Él debo la vida
Y no quiero por nada ser suicida.
Tu eres un insensible animalejo
Sin alma, sin virtud, que por gracejo

Te burlas del que sufre desgraciado,


Mostrando un corazón duro y malvado.

Salvaje debe ser quien tiene audacia


De insultar en su rostro la desgracia!
Al cabo el paujil exclama
Ya por demás ofendido:

¿El que borrico ha nacido


es burro cómo se llama?
¡pues burro! ¿Y al que no sabe
Cosa alguna y que infatuado
Hace alarde de ilustrado,
Qué justo apodo le cabe?
Amostazóse el pedante
Porque sintió adentro el clavo
Metió en las piernas el rabo
Y echo a correr al instante.

Es regla que no ha fallado


Fábula XVII Que el ignorante es parlero: El mérito
EL PAUJÍ Y EL PAPAGAYO verdadero es humilde y moderado.
Sobre la rama ondeante
De un arbusto cierto día
Un papagayo decía
Con acento petulante:
Hola, paují qué poquillo
Es tu canto y qué sin sal
¡Ay! cómo suena de mal
¿No sabes más, cantorcillo?
Óyeme a mi ¡que cantares
Los que entono a todas horas!
¡Entre las aves canoras
¡No hay como yo ni dos pares!
Sigue mi estilo y cadencia,
Pues soy completo modelo;
Y te lo juro, en el cielo
No hay cantor de mi
elocuencia.
Y disparates sin cuento iba el
papagayo echando,
Su habilidad ponderando
Que daba un puro contento.
Fabula XVIII
LA SERPIENTE TRAIDORA
Una horrible serpiente mapanare,
De esas que abundan tanto en Casanare, Y en tanto que tranquilo
A morder avezada dormitaba
Con furia traicionera Aquesta le clavaba
A la gente sencilla y descuidada, En la boca furiosa mordedura.
Fue cojida en la red por un llanero El llanero al instante
De un manantial en la espinosa vera vera Sintió la muerte y exclamó: -
Para domesticarla en su granero. ¡Engañado Vive quien del
A poco la serpiente traidor es confiado:
Se mostró muy sumisa y obediente, El que traidor naciere
Yá ninguno mordía: Es siempre el mismo y
traicionando muere.
¡Un cordero en lo manso parecía!
El astuto animal por granjearse
El cariño del amo, lo lamía,
Fingiendo idolatrarle y humillarse.
Así pasaron los años
Sin que la mapanare hiciese daños;
Mas, una noche oscura
Metióse blandamente
En la cama del amo
la serpiente,

¡Huid cual de una sanguinaria fiera Del que llame


traidor la buena gente: Él vive como vive la
pantera, Acechando la víctima inocente!
Entre esos aduladores Un cuervo
se distinguía Por su mucha
cortesía
Y por sus muchos honores.
El cuervo que contemplaba Al
cóndor feliz ahora,
Con aqueste hora tras hora Cual
fino amigo pasaba.
Pero inestable la fortuna Volvió
atrás su rueda un día Y una
enfermedad impía Bajó al cóndor
de la luna
Padeció por muchos años Y
concluyo su riqueza
Al par que su gentileza A fuerza de
Fabula XXXII desengaños.

EL CÓNDOR Y EL CUERVO
¡Viejo, pobre el mundo entero De
su grandeza testigo
Lo olvidó y su grande amigo El
Un cóndor de fuerza y brío, De alas cuervo aquel el primero!
potentes y grandes, Se levantaba
en los andes A la región del vacío. ¡Ay necio del que se fía
Era bello y fortunado En toda reñida
guerra
En la amistad que es un nombre;
E hizo volar por la tierra Al que le Es moneda, Es mercancía,
embistiera osado. Que da o que recibe
Por su valor no fingido Y su garbo y
gentileza el hombre Según
Y su abundante riqueza, Era como luzca el día!
apreciado y temido.
En tan prospera fortuna, Todo el
mundo lo admiraba, Y
entusiasmado lo alzaba
A los cuernos de la luna.
Fiestas, danzas y banquetes
Dábanle y mil ovaciones
Y gozaba de atenciones Entre
sabios y zoquetes.
Fabula LXL
EL JAGUAR Y EL CAIMÁN
Unos desesperados animales De sufrir
la ominosa tiranía
De un caimán que por mal de sus
pecados Gobernaba a los tales;
Ocurrieron a un tigre, que tenia

El poder nacional, para que usara De


la ley a y al tirano moderara
En su loca ambición y en su insolencia,
Porque hasta se pensaba Porque vieron marchar los
En armarle al caimán dura batallones A apoyar al caimán…
pendencia… Estos leones Con sus vendidas
¡Tanto a sus gobernados humillaba! armas y su audacia En ciertas
Pero el tigre que era elecciones
Un bribón más bribón que el tiranuelo De oprimir a esos pobres acabaron
Y con el cual estaba paniaguado Para Y los hundieron en la vil desgracia
llenarse bien la faltriquera ¡Porque hablaron no más y se
Y levantarse hasta el azul del cielo Sin quejaron!
reparar en medios el malvado; Se El tigre y el caimán y otros señores
burló de los dichos animales De la laya, ¡y un vivo secretario!
Diciéndoles que al punto se callaran Y Se llenaron por estos de favores
que la paz y el orden no turbaran Y los Y hoy viven de riqueza y de
tales zopencos aguantaron honores Muy alto disputando
Y seguirán… y seguirán
mandando!

En Colombia es preciso estar


callados Y no decir de los
bribones jota; Pues si son con
justicia criticados No van del
criminal a la picota
Que mientras más bribones
más premiados.
Esta es la primera selección de fabulas inéditas con base en la
fauna colombiana que se encuentra presente en los manuscritos
del literato TEMISTOCLES TEJADA hallados en la ciudad de
Sogamoso en el año 2009, Este material con fines pedagógicos
busca divulgar los hallazgos en patrimonio bibliográfico hechos en
la ciudad de Sogamoso.
Breve selección de fábulas
“El Elefante Rojo”

Ilustraciones por la artista


Alejandra medina

Proyecto ganador investigación


en patrimonio cultural programa
municipal de estímulos

Mas información en : http://jischanahuitaca.com/