Está en la página 1de 3

LA FÁBULA DE JOTAM.

Una fábula es una historia narrativa ficticia, donde la mayoría de las veces
se utilizan animales u objetos que presentan características humanas. Y
que su finalidad es dejar una moraleja o enseña moral sobre algún asunto.
Fábulas más famosas: ESOPO fue un esclavo griego a quienes se le
atribuyen una gran cantidad de Fábulas.
 La Liebre y la tortuga.
 La cigarra y la hormiga.
 El ratón y el León.
 El perro y su reflejo en el río.
 La zorra y las uvas.

EL OLIVO.
Mundialmente conocido, porque de él proceden las aceitunas, y desde
éste mismo fruto se extrae el famosísimo aceite de oliva. Se usa en la Biblia
cómo símbolo de productividad, belleza y dignidad. Con éste aceite se
ungía a los reyes y era derramado en las libaciones de los sacrificios
ofrecidos a Dios. Era el combustible del candelero de oro que estaba en el
Tabernáculo. No tienen que pedir que alguien los gobierne cómo un tirano,
porque Dios el Señor los bendice y los provee así como las riquezas que
posee el olivo.

LA HIGUERA.
La Higuera es una planta increíble, porque puede dar frutos hasta en los
terrenos más áridos y rocosos, no importa el lugar dónde nazca, siempre
tendrá fruto. Por eso Jesús maldijo aquella higuera, porque el lugar dónde
estaba era perfecto para producir su fruto, pero aun así no tenía. Jesús
comparó a aquella higuera con el pueblo de Israel, que tenían todo para
entender el mensaje de Dios por medio de Jesús pero aun así no quisieron
escuchar. El fruto de éste árbol se dice que es muy dulce y en su interior
gelatinoso, parecido a la textura de la maracuyá.
Unas de las razones por las que el pueblo de Israel quería tener rey, era
para que el rey les asegurara el sustento diario, pero la higuera que no
quiere dominar sobre los árboles, porque Dios les basta, aún en las peores
circunstancias Dios va a proveerle alimento a su pueblo, así como la
higuera produce alimento aún en terrenos hostiles.

LA VID.
Es la planta que produce las uvas. Es una de las plantas más
representativas de la historia bíblica, porque su significado está
relacionado a la alegría. Es una planta que necesita mucho cuidado, porque
si no se cultiva bien, en vez de dar uvas dulces, dará uvas agrias. La vid no
quiere enseñorear sobre los árboles, porque solo Dios es el cuidador
perfecto, y es el que les dará la alegría que necesitan, pero, sino se ciñen a
su voluntad, comerán uvas agrias.

LA ZARZA.
Es un arbusto con muchas espinas, y aunque tiene fruto, no es tan
apetecible comparado con el olivo, la higuera y la vid. No es tan grande y
una de sus características principales es que es muy propicio para ser
quemado. Por eso Moisés se sorprendió cuando la Zarza estaba en fuego
pero no se consumía. Los árboles estaban tan desesperados, que le dijeron
a la Zarza que los gobernara y la Zarza aceptó. La planta menos indicada, la
planta que no les puede proveer prosperidad, que no les ofrecerá fruto en
tiempos difíciles, y que mucho menos los va a cuidar, esa Zarza fue la que
acepto, e irónicamente la Zarza dice “Abrigaos bajo mi sombra” Jamás le
dará sombra a los árboles.

Gedeón y sus hijos son el olivo, la higuera y la vid. Hombres fieles a Dios,
dispuestos no a gobernar a Israel, sino a guiarlos de acuerdo a la voluntad
de Dios. Pero los de SIQUEM no quieren eso, quieren a alguien que ejerza
poder sobre ellos, y buscaron lo que pedían, un hombre que los dominara,
ABIMELEC. Una autentica Zarza que iba terminar incendiándolos a ellos.
Por no querer aceptar la voluntad de Dios.
El mensaje practico para nosotros:
NOTE: Son personas que ya están bajo la dirección de Dios, pero no
quieren escuchar la voz de Dios, y entonces van y buscan consejo del
menos indicado.
Solemos pasar por muchos momentos difíciles en nuestra vidas cristianas,
y a veces la voluntad de Dios no es precisamente lo que usted quisiera
hacer por ejemplo: Tal vez usted esté teniendo problemas con su esposa o
con su esposo, y la voluntad de Dios es “No se separen, dialoguen, traten
de superar juntos sus problemas” Pero usted dice: “Ya estoy cansado o
cansada, así que yo no voy a seguir ese consejo de Dios” y empieza a
escuchar a las ZARZAS que le empiezan a decir, bueno, si no eres feliz,
déjalo o déjala y búscate a alguien más. Y después la solución resultó
siendo peor.
No dudemos nunca de los consejos de Dios que encontramos en la Biblia
para solucionar nuestros problemas. Seguir la voluntad de Dios nunca nos
defraudará. Nunca nos abandonará. No escuche a personas que no tienen
el amor ni la paciencia de Dios, porque si lo hace, usted mismo estará
creando más problemas en vez de solucionarlos. Procure siempre buscar
ayuda en la palabra de Dios y no en sus mejores amigos del mundo.

También podría gustarte