Está en la página 1de 40

Estudio bíblico de Romanos 12:6-20

Escuchar

Descargar audio

Programación diaria

Romanos 12:6-20
Continuamos estudiando hoy el capítulo 12 de esta epístola del
apóstol Pablo a los Romanos. Y en nuestro programa anterior,
en un párrafo dedicado al tema de los dones del Espíritu,
después de leer el versículo 5 de este capítulo 8, estuvimos
hablando de los miembros del cuerpo de Cristo, es decir, de los
miembros de la iglesia. Ésta es la primera vez que Pablo
introdujo el gran tema de la Iglesia como el cuerpo de Cristo.
Éste fue el tema principal de las cartas que Pablo escribió a los
Efesios y a los Colosenses, y también, por supuesto, a los
Corintios; y es que la Iglesia, como cuerpo de Cristo, debe
funcionar como un cuerpo, como un organismo vivo. Y eso
indica que los diversos miembros, es decir, los creyentes que
forman parte de ese cuerpo, no tienen los mismos dones o
capacidades. No creemos que Pablo haya dado una lista
completa de todos los dones, porque cada vez que hablaba de
ellos, hacía mención de nuevos dones que no habían sido
mencionados en las listas anteriores. Y creemos que el Espíritu
de Dios le guió a hacerlo así.
Leamos ahora, el versículo 6 de este capítulo 12 de la epístola a
los Romanos y dice:
"Tenemos, pues, diferentes dones, según la gracia que nos es
dada: el que tiene el don de profecía, úselo conforme a la
medida de la fe"
Aquí tenemos los dones carismáticos. La palabra griega para
"dones", que es "carismata" tiene la misma raíz que la palabra
"gracia". Se puede traducir como gracia o don gratuito. Éstos
fueron dados por el Espíritu de Dios a los creyentes. Él dio a la
iglesia personas que tienen diferentes dones. En su carta a los
Efesios, capítulo 4, versículo 11, el apóstol Pablo mencionó que
Cristo: "Constituyó a unos, apóstoles; a otros, profetas; a otros,
evangelistas; a otros, pastores y maestros". Ahora, lo que Cristo
hizo fue dar a la Iglesia hombres que tenían los dones de ser
apóstoles, profetas y evangelistas. Eso es lo que estaba diciendo
allí.
Hemos leído en el versículo 6: "De manera que, teniendo
diferentes dones". Es decir, que cada miembro del cuerpo de
Cristo tiene un don, y una función que desempeñar. Y los dones
son diferentes. Pero eso no quiere decir que algunos no tengan
dones. Cada individuo en la Iglesia tiene un don. Y el don es
parte integrante de la gracia de Dios para con nosotros. Cuando
Dios lo salva, le coloca a usted en el cuerpo de creyentes y
usted debe funcionar como miembro del mismo. No funciona
como una máquina, sino como el miembro de un cuerpo, de un
organismo vivo. Cuando el don es ejercitado, es confirmado por
el poder del Espíritu Santo. Creemos que cada creyente tiene
que poner a prueba su don. Si usted sabe que tiene un don y
piensa que lo está usando, debe probarlo. Tiene que analizar su
efectividad. ¿Es usted una bendición verdadera para los demás?
¿Está usted contribuyendo a la edificación de la Iglesia, o está
dividiendo la Iglesia?
Ahora, la profecía que se menciona aquí no se refiere a la
predicción de cualquier mensaje de Dios. Y la profecía debe
realizarse, como bien traduce otra versión, "en proporción a la
fe", y ésta es una expresión matemática. O sea, en proporción a
la fe y el poder que Dios provee para hacer frente al ejercicio
del don. Consideremos ahora el versículo 7:
"O si de servicio, en servir; o el que enseña, en la enseñanza"
Dice aquí, "o si de servicio, en servir". Un "acto" de servicio
creemos que se refiere a un tipo de ministerio múltiple con
aplicaciones prácticas. Hay numerosas formas de servicio en el
cuerpo de creyentes abarcadas por este don. Se refiere a
cualquier tipo de trabajo de ayuda o servicio a los demás, por
ejemplo, en el contexto de la reunión de los creyentes en la
iglesia. Esos son ministerios. Hay algunas personas que no
tienen el don de hablar públicamente, sin embargo, tienen un
don de servicio. Hay personas que tienen dones especiales,
como el de poder preparar una buena comida u organizar
actividades sociales en el contexto de actividades especiales de
la Iglesia. El poder reunirse los creyentes en encuentros que
promuevan la camaradería y el compañerismo puede ayudar
mucho en las relaciones de todos los miembros de esa Iglesia.
Es algo de mucho valor. Y se necesitan personas con un don
especial para hacerse cargo de esas actividades. Esos son los
dones de que estaba hablando el apóstol aquí. Y dice el
versículo 8:
"El que exhorta, en la exhortación; el que reparte, con
generosidad; el que preside, con solicitud; el que hace
misericordia, con alegría".
Ahora, también se menciona allí: "el que exhorta, en la
exhortación". Y aquí se refiere al que consuela, al que alienta.
Hay algunas personas que tienen el don de poder animar o
consolar a los demás, a los enfermos u a otros que sufren por
diversas causas.
Luego, se nos dice en este versículo: "el que reparte, con
generosidad". Es decir, el que puede compartir con otros los
bienes materiales que posee. Dios le puede haber dado a usted
la habilidad para ganar dinero. Y ése es un don. Hay personas
que en cualquier actividad en la que se impliquen, obtienen
ganancias y progresan.
Debemos ahora hacer énfasis en algo que lo necesita. Sigue
diciendo el versículo 8: "El que preside, con solicitud". Quiere
decir que hay ciertas personas que tienen dones o capacidad
para dirigir y ocupar puestos de responsabilidad y la Iglesia
necesita personas de ese calibre, que desempeñen su cargo con
esmero para que todo pueda llevarse a cabo decentemente y
con orden. Los asuntos económicos de la iglesia requieren
creyentes con esta capacidad de administración.
Sigue, "El que hace misericordia, con alegría" es decir la
persona que ayuda a los necesitados, debe hacerlo con una
alegría que pueda llevar esperanza a los demás. Leamos el
versículo 9 de este capítulo 12, donde el apóstol Pablo comienza
a hablarnos de

Las relaciones con los otros creyentes


"El amor sea sin fingimiento. Aborreced lo malo y seguid lo
bueno".
Ése es un amor sincero, sin hipocresía. Sigue diciendo,
"Aborreced ? es decir, exprese su desagrado contra ? lo malo, y
añade, seguid lo bueno". La palabra en el original transmite la
idea de pegarse como una cinta adhesiva a las cosas buenas. El
creyente debiera apartarse de actitudes o prácticas dudosas o
cuestionables. Esta actitud requiere personas con valor y una
personalidad firme como para adoptar una postura pública en la
defensa de ciertos principios.
Leamos ahora los versículos 10 y 11 de este capítulo 12 de la
epístola de Pablo a los Romanos:
"Amaos los unos a los otros con amor fraternal; en cuanto a
honra, dándoos mutuamente preferencia y respeto. En lo que
requiere diligencia, no perezosos; fervientes en espíritu,
sirviendo al Señor"
Estos conceptos aquí, estimado oyente, son muy valiosos. Y,
hablando otra vez del amor fraternal, dos creyentes, por
distintos que sean en sus orígenes, pueden estar más unidos,
más cercanos que dos hermanos de sangre, si entre los dos
hermanos carnales no existe la unión que existe entre los que
son salvos. Por ejemplo, podemos tener a tres personas. Dos de
ellos son mellizos. Uno de ellos, sin embargo, es un creyente,
mientras que el otro no lo es. La otra persona sentada al lado
del mellizo que es creyente, es del África. El color de su piel es
diferente. Su cultura, su educación y tradiciones son diferentes
también. Pero él también es creyente en Cristo. Podemos decir
entonces, que el mellizo creyente y el cristiano de África están
más unidos que el otro mellizo con su hermano en la carne. Es
por esa razón que tenemos que pensar que estamos en una
misma familia con todos los creyentes en Cristo, que deben
tener el mejor trato posible entre sí, soportando sus maneras de
ser peculiares, porque van a estar juntos por toda una
eternidad. Además, después de la resurrección, todos vamos a
tener un cuerpo nuevo, así que en la eternidad, no tendremos
esta vieja y débil naturaleza humana, lo cual creará un
ambiente perfecto en todas las relaciones personales.
Debemos tener un código de honor. Vemos la frase: "En lo que
requiere diligencia, no perezosos". No debemos flaquear en el
celo y fervor en el servicio a Dios. Lucero tradujo esta frase así:
"En cuanto el celo, no seáis perezosos".
La frase "fervientes en espíritu", sugiere que debemos tener una
vida que resplandezca por la acción del Espíritu de Dios, es
decir, que nuestro celo y entusiasmo debieran estar bajo el
control del Espíritu de Dios. Y le expresión "sirviendo al Señor",
señala a que cada aspecto de la conducta cristiana apunta a
quien es el personaje central. Veamos ahora lo que dice el
versículo 12:
"Gozosos en la esperanza, sufridos en la tribulación, constantes
en la oración".
¡Eso es maravilloso! Las circunstancias en las que se encuentra
el creyente, quizá, no justifiquen el gozarse. Puede que lo
contrario sea más cierto. Pero él ve el futuro, y en esperanza se
proyecta a sí mismo hacia otras circunstancias que son mucho
más favorables.
Y lo que Pablo estaba diciendo aquí era "vivir alegres por la
esperanza". Y continuó Pablo diciendo, "Sufridos" es decir
pacientes "en la tribulación". Eso es algo muy difícil, ¿verdad?
También dijo "constantes en la oración" porque debemos ser
hombres y mujeres de oración. Luego dijo en la primera parte
del versículo 13:
"Compartid las necesidades de los que pertenecen al pueblo
santo"
Y eso quiere decir, que debemos ayudar a los hermanos. Dios
espera que compartamos lo que Él nos ha dado con los
creyentes que están pasando por necesidades materiales.
Luego, continuando con el versículo 13 se nos dice al final:
"y practicad la hospitalidad".
Eso es algo necesario. El dar una buena acogida a los visitantes
o, por ejemplo, a alguna persona en su iglesia, o simplemente
en el vecindario, un creyente que sea una persona más bien
introvertida, que no puede hacer amigos fácilmente, pero desea
tener una relación de compañerismo con los demás creyentes.
Luego en el versículo 14 leemos:
"Bendecid a los que os persiguen; bendecid y no maldigáis".
Ahora, este parece un consejo innecesario para los creyentes
porque el creyente no debe perseguir a los demás. Pero la
experiencia demuestra que hay algunos que hacen esas cosas. Y
es muy difícil desear el bien o la bendición divina a la persona
que nos está hiriendo. Esto sólo puede hacerse bajo la influencia
del Espíritu Santo. Tenemos ante nosotros ahora los versículos
15 y 16, que dicen:
"Gozaos con los que se gozan; llorad con los que lloran.
Unánimes entre vosotros; no seáis altivos, sino asociaos con los
humildes. No seáis sabios en vuestra propia opinión".
Dice aquí, "Alegraos con los que se alegran". El lema del mundo
es: "Ríe y reiremos contigo, llora y llorarás solo". Porque este
triste mundo tiene que buscar y pedir prestada un poco de
alegría, ya que tiene suficientes problemas en sí mismo. Pero
eso no es cierto en lo que concierne al hijo de Dios. Tenemos
que identificarnos, simpatizar con las alegrías y tristezas de
otros creyentes, sobre todo con sus lágrimas de dolor.
Se nos dice que debemos ser "unánimes" entre nosotros. Ahora,
eso no quiere uniformidad de pensamiento, sino que tenemos
que ser del mismo pensar y sentir en Cristo. Y los creyentes
tienen que identificarse emocionalmente en la vida de los otros
hermanos. Creemos que eso hace de los creyentes genuinos
algo maravilloso.
Se nos ha dicho aquí que no sólo debemos ser "unánimes" entre
nosotros, sino que "no debemos ser altivos, . . . asociándonos
más bien con los humildes". Pablo mismo nos dijo en su carta a
los Filipenses capítulo 2, versículo 5: "Haya, pues, en vosotros
este sentir que hubo también en Cristo Jesús". Ahora, ¿Cuál fue
ese sentir? La humildad.
También nos dijo el apóstol Pablo: "No seáis sabios en vuestra
propia opinión". ¿Qué le parece este mandato? No seamos
altivos. Hay muchos de los creyentes, en nuestros días, que
piensan que se encuentran espiritualmente en un nivel elevado.
Pero en realidad, no lo están. Salomón, un hombre que recibió
sabiduría de Dios mismo, dijo algo que es de sumo interés en
relación con lo que estamos hablando. Leemos allá en el libro de
Proverbios, capítulo 26, versículo 12, que él dijo: "¿Has visto
hombre sabio en su propia opinión? Más esperanza hay del
necio que de él". No nos atreveríamos a decir lo mismo, pero así
lo expresó Salomón.
Seguimos ahora en nuestra consideración aquí en la epístola a
los Romanos, destacando cuál es

La relación con los que no son creyentes


Esta relación comprende los versículos 17 al 21. Estamos
viviendo en un mundo de no creyentes. ¿Cuál ha de ser nuestra
relación con ellos? Bien, leamos este versículo 17:
"No paguéis a nadie mal por mal; procurad hacer lo bueno
delante de todos los hombres".
Leemos, "No paguéis a nadie mal por mal". Aquí se sugiere que
el creyente puede esperar el mal por parte del sistema del
mundo. Sin embargo, no ha de tomar represalias.
Luego, sigue diciendo el apóstol: "Procurad hacer lo bueno
delante de todos los hombres". No hay nada, estimado oyente,
que pueda perjudicar más la causa de Cristo en el mundo, en el
día de hoy, que un creyente sea deshonesto. Al mundo en
realidad no le interesa si usted es uno de los que creen la
doctrina de que el milenio empezará con la segunda venida de
Cristo, o si cree en la elección soberana de Dios o en el libre
albedrío. El mundo ni siquiera piensa en eso. Pero la gente sí
quiere saber si usted es una persona fiable, que cumple lo que
promete, que mantiene su palabra y paga honradamente sus
deudas; en otras palabras, si se puede confiar en usted.
El actuar con honestidad en nuestro trato con los demás, tiene
más importancia que andar haciendo propaganda de lo que
creemos. Y, estimado oyente, el valor no está en la literatura
que podamos difundir, en sí misma, en muchos casos, sino en
las huellas que nosotros estamos dejando en nuestro paso por
el mundo, y que acrediten el testimonio público de nuestra fe.
Pasemos ahora al resto del versículo 17, y repasemos lo que
dice: "No paguéis a nadie mal por mal; procurad hacer lo bueno
delante de todos los hombres". Y luego continúa el versículo 18
diciendo:
"Si es posible, en cuanto dependa de vosotros, estad en paz con
todos los hombres".
Me gusta leer esto porque hay ciertas personas con las cuales es
prácticamente imposible convivir. Ellas mismas no le permiten a
uno vivir en paz con ellas. Este versículo no nos dice que
tenemos que llevarnos bien con todo el mundo, sino que "en
cuanto dependa de nosotros". Por tanto, estimado oyente,
tenemos que hacer todo lo que podamos y permitir que Dios,
que conoce nuestras limitaciones, continúe Su obra en aquellos
aspectos de las relaciones humanas que nosotros no podemos
controlar. Llegamos ahora a los versículos 19 y 20:
"No os venguéis vosotros mismos, amados míos, sino dejad
lugar a la ira de Dios, porque escrito está: Mía es la venganza,
yo pagaré, dice el Señor. Así que, si tu enemigo tiene hambre,
dale de comer; si tiene sed, dale de beber, pues haciendo esto,
harás que le arda la cara de vergüenza".
Ésta es una de las normas más importantes que encontramos
en la Palabra de Dios. Sin embargo, es una de las actitudes más
difíciles de llevar a la práctica para el hijo de Dios. Cuando
alguien nos golpea en una mejilla, es muy difícil presentar la
otra. Usted y yo sabemos que es muy difícil no devolver el
golpe, o contestar agresivamente cuando nos ofenden. Pero en
el instante en que usted y yo tomamos el asunto en nuestras
propias manos, y tratamos de solucionarlo nosotros mismos, en
especial cuando alguien nos ha perjudicado y nosotros, como
respuesta, reaccionamos duramente, estamos intentando
apartar el problema del control de Dios y no estamos ya
viviendo por fe. Dios quiere que le dejemos el problema de la
ofensa recibida en Sus manos, porque Él actuará con justicia. Si
es necesario que el ofensor, es decir, la persona que nos ha
perjudicado, reciba su merecido, entonces, el Señor se
encargará de ello. Ahora, al hablar así de esto, me doy cuenta
que es una de las cosas más difíciles de llevar a la práctica en
mi propia vida. Pero, en una o dos oportunidades, he entregado
las cosas en las manos del Señor y me ha sorprendido la
manera en que Él toma cartas en el asunto. Dios lo puede hacer
mucho mejor que yo. Debemos entregar todo el problema en las
manos del Señor, confiando en que Dios hará lo que es justo y
deseando que Él haga Su voluntad, frente a lo que nosotros
impulsivamente deseemos hacer. Es más, debemos orar
pidiendo la restauración y bendición por aquél que nos ha hecho
daño. Sólo así, como dice el apóstol, "amontonaremos fuego"
sobre la cabeza de quien nos ha ofendido. Ésta es una forma de
expresar la esperanza de que nuestra bondad estimule la
vergüenza y el arrepentimiento de nuestro enemigo.
Esta actitud y, en general, toda otra conducta relacionada con
aquellas personas con las que hayamos mantenido roces,
conflictos o desacuerdos, requieren el control del Espíritu de
Dios sobre nuestro carácter. Nuestra naturaleza humana,
propensa a la maldad, el orgullo y la violencia física y verbal,
reacciona inmediatamente, impulsivamente y con agresividad,
para buscar una compensación por el daño recibido, cuando es
objeto de ofensas o desprecio. Sólo Dios puede moderar toda
forma de violencia entre los seres humanos. Al recibir al Señor
Jesucristo como Salvador, la paz con Dios que obtenemos, por
la obra del Espíritu Santo, inunda nuestro corazón de compasión
por aquellos que sólo buscan su propio provecho, aun a costa de
pisotear la integridad u honor de los demás. Estimado oyente,
deseamos que esa sea su experiencia, para que el amor de Dios
pueda fluir hacia aquellos que tanto necesitan tener una relación
con Dios.

os 7 Dones de la Gracia “Del Padre” Vocacionales o de Servicio  (Romanos 12:6-8 Estos


dones son para aquellos que están en la segunda etapa de crecimiento espiritual, y ya no son
niños sino jóvenes espirituales. Estas personas están conscientes de que se necesita carácter
y responsabilidad, y sobre todo una vida de disciplina. 1 Timoteo 3:8-12; 1 Pedro 5:5-10; Tito
2:6-12  Dones Vocacionales de la gracia del Padre . (de servicio o diaconía) Romanos . 12:3-
8. 3 Digo, pues, a cada uno de vosotros, por la gracia que me ha sido dada, que nadie tenga
más alto concepto de sí que el que deba tener; más bien, que piense con sensatez, conforme
a la medida de la fe que Dios repartió a cada uno. 4 Porque de la manera que en un solo
cuerpo tenemos muchos miembros, pero todos los miembros no tienen la misma función; 5 así
nosotros, siendo muchos, somos un solo cuerpo en Cristo, pero todos somos miembros los
unos de los otros. 6 De manera que tenemos dones que varían según la gracia que nos ha
sido concedida: Si es de profecía, úsese conforme a la medida de la fe; 7 si es de servicio, en
servir; el que enseña, úselo en la enseñanza; 8 el que exhorta, en la exhortación; el que
comparte, con liberalidad; el que preside, con diligencia; y el que hace misericordia, con
alegría. • Estos dones empiezan a operar desde el nuevo nacimiento en el creyente y son
habilidades naturales (De nacimiento) que cuando se desarrollan en el servicio en el cuerpo
de Cristo se van perfeccionando 

Instituto Bíblico de Liderazgo León de Judá


11 de junio de 2018 · 
LOS DONES DE AYUDA
Romanos 12:6-8
De manera que tenemos dones que varían según la gracia que nos ha sido concedida: Si es de profecía,
úsese conforme a la medida de la fe; si es de servicio, en servir; el que enseña, úselo en la enseñanza; el
que exhorta, en la exhortación el que comparte, con liberalidad; el que preside, con diligencia; y el que
hace misericordia, con alegría.
INTRODUCCIÓN
En la epístola a los Romanos el apóstol Pablo explica como los Cristianos somos parte del cuerpo
místico del Señor Jesús (Ef. 1:22-23), y todos miembros unos de otros; enseñándonos que todo Cristiano
necesita de los dones que Dios ha depositado en los demás hermanos; de igual forma vemos como el
apóstol recalca que cada Don se debe utilizar exclusivamente para la función que le fue entregado y no
para otra cosa.
DESARROLLO
• Don de Compartir, Romanos 12:8.
Palabra Raíz Significado
Comparte Metadidomi Impartir, dar
Liberalidad Haplotes Simplicidad, sinceridad, (honestidad mental), abundantemente
La función de este don es impartir a otros de lo que Dios nos ha dado, tanto espiritual como material,
haciéndolo con simplicidad, es decir compartir sin esperar nada a cambio, sin que de nuestra parte la
persona sienta comprometida a devolver el favor; con sinceridad y honestidad mental y no con el
propósito de obtener algún provecho; de igual forma, en la medida de lo posible se debe compartir
abundantemente y no con mezquindad.
• Don de Presidir, Romanos 12:8
Palabra Raíz Significado
Presidir Proistemi Reglamentar, gobernar
Diligencia Spoude Prisa, profesión, cuidado, acometividad, fervor cuidadoso,
Según los significados de las raíces griegas este don tiene la función de reglamentar, gobernar y
administrar en la Iglesia, de forma cuidadosa sin lastimar a las ovejas, de forma profesional para hacer
Obra de Dios con excelencia y siendo acomedidos. Este don es importante porque el pueblo de Dios no
puede vivir sin reglamentos y ministros que lo guíen, especialmente en el servicio a Dios (2ª Cr. 15:3)
• Don de Hacer Misericordia, Romanos 12:8
Palabra Raíz Significado
Hace misericordia Eleeo Obtener misericordia, mostrar misericordia, tener compasión, tener piedad.
Alegría Hilarotes Indica buena disposición de mente.
Este don se caracteriza porque muestra misericordia hacia los necesitados, es decir, a aquellos que no
pueden devolver el favor que reciben, a aquellos a quienes nadie desea ayudar, ya sea por prejuicios
religiosos, sociales, etc.; de la misma forma como el buen samaritano hizo misericordia con el que estaba
tirado junto al camino.
CONCLUSIÓN
La Biblia nos enseña que debemos anhelar los dones; pero no solamente debemos anhelarlos, sino
debemos buscarlos y pedirle constantemente al Señor que los active en nuestra vida, porque estos
regalos son para este tiempo y son para nosotros, la Iglesia de Cristo, para bendecir al Cuerpo de Cristo y
a todo aquel necesitado

Somos miembros los unos de los otros (II)

(Usar los diferentes dones según la gracia dada)


Romanos 12:6-8

Introducción.

A.     Un repaso breve de la lección anterior: v. 1-5.

B.      Presentar tanto el cuerpo  (el templo del Espíritu Santo) como el espíritu
-- la vida entera, pues -- al Señor, como "sacrificio vivo".

C.      No gobernados por la sonrisa del mundo, sino transformados a la imagen


de Cristo, pensando los pensamientos de Dios.

D.     No exaltarnos  pensando que somos importantes por tener dones


importantes, sino recordar:

1.   Que todos los dones provienen de  Dios.  No son de nosotros mismos. No


cabe, pues, la soberbia, 1 Cor. 4:7.

2.   Que todos los dones son para la  edificación  y el desarrollo del cuerpo, y


no para nosotros mismos.

3.   Que no hay envidia  y rivalidad entre los miembros del cuerpo físico, sino
que funcionan en perfecta armonía.

4.   Que todos los miembros son mutuamente dependientes  los unos de los


otros.
1. Teniendo Diferentes Dones, v. 6.

A. La lista de los dones se halla en los v. 6-8; 1 Cor. 12:7-10,28; Efes.
4:8,11. En los v. 6-8 Pablo especifica distintas clases de dones.

1.       Es una lista práctica.  Aunque Pablo menciona el don de profecía (v. 6),
los demás dones son de servicio  (v. 7,8), y son dones ordinarios. Se refieren
a los talentos y capacidades que Dios nos ha dado para servirle.

2.       Es una lista típica.  De ninguna manera menciona Pablo todos los actos
de servicio que Dios requiere. Estos sirven para dar énfasis a la necesidad
de ser cumplidos  en el servicio de Dios.

B.      Hay diferentes dones porque "no todos los miembros tienen la misma


función" (v. 4).

C.      Todos son importantes porque todas las funciones son importantes. Por
lo tanto, todos los miembros son importantes.

D.     Por eso, debe haber respeto mutuo entre los miembros.

H. Usese Conforme A La Medida De La Fe, V. 3.

A. No fe subjetiva.  La palabra "fe" en este versículo no significa la fe


subjetiva, la fe de la persona, porque Pablo dice "conforme a la medida de
fe que Dios repartió".

1. No es don de Dios. La fe subjetiva, la fe personal, la fe que tenemos en Dios


viene por el oír la palabra de Cristo, Rom. 10:17, y no es dada por Dios. Algunos
citan Efes. 2:8 ("por gracia sois salvos por medio de la fe; y esto no de vosotros,
pues es don de Dios") para probar que la fe subjetiva es "don de Dios". Pero es
muy obvio que el don de Dios es la salvación.

2. El v. 6 es claro:  "si el de profecía, úsese conforme a la medida de la fe".


Es obvio en este texto también que "la medida de la fe" está relacionada con
los dones que Dios reparte.

B. Dispuestos a servir. Recuérdese que uno de los propósitos principales de


Pablo en este texto es que cada miembro esté dispuesto a servir al
Señor con el don  que tenga. El miembro digno de honor y alabanza no es
necesariamente el que haya recibido el don más anhelado, sino el que
fielmente utiliza el don que haya recibido de Dios.
C. Reconocerlo, usarlo con diligencia. Es importante, pues, que cada
miembro examine su vida y reconozca cuál es el don que Dios le haya dado,
y con humildad utilizarlo diligentemente en el servicio del Señor.

1.   Sin quejarse, sin murmurar.  Debemos estar muy agradecidos  con Dios


por lo que nos haya dado. Debemos estar con tentos  con nuestro propio don.
No nos conviene quejarnos ni tampoco envidiar a otros miembros. Tal
actitud indica ingratitud.

2.   Sin envidiar.  Tampoco debemos envidiar a otro miembro. Esto también


indica mala actitud hacia Dios.

D. El punto principal. El punto principal en este texto (como también en 1


Cor. 12) es que todos nuestros dones (talentos, capacidades,
habilidades) nos han sido da- dos por Dios,  y que debemos usarlos fiel
y diligentemente en su servicio, y para los propósitos de El, sin usurpar la
autoridad de otros ni olvidar de dónde vino el don.

III. Si El De Profecía, V. 6.

A. Mencionados después de apóstoles, 1 Cor. 12:28; Efes. 2:20; 4:11. Es


obvio que los profetas constituían un orden de maestros inspirados,
distintos de los apóstoles, que en cuanto a autoridad siguieron a los
apóstoles.

B. Predecir el futuro. Los profetas del Antiguo Testamento predecían el


futuro, y sus profecías se cumplieron al pie de la letra. También en el
Nuevo Testamento había profetas.

1.     Hech. 11:28  "Agabo daba a entender por el Espíritu, que vendría una
gran hambre en toda la tierra habitada".

2.     Hech. 21:10,11,  también profetizó que Pablo sería "atado" en Jerusalén.

C. Revelaron la voluntad de Dios. Aunque predecían el futuro, la


función principal de los profetas era la de revelar y enseñar la voluntad de
Dios, 2 Ped. 1:20,21.

1.   Hech. 13:1,  "profetas y maestros".

2.   Hech. 15:32,  "Judas y Silas, como ellos también eran profetas,


consolaron y confirmaron a los hermanos con abundancia de palabras".
Aquí vemos que los profetas también consolaron y confirmaron a los
hermanos.

D. Para edificación. 1 Cor. 14 explica que el don de profecía era más


importante que el don de lenguas porque edificaba  a la iglesia (v. 4,5,19).

E. Don provisional. 1 Cor. 13:8-10 ex-plica que los dones del Espíritu
Santo, tales como el don de lenguas y de profecía, se acabarían cuando lo
"perfecto" viniera. La revelación que recibían en aquel tiempo a través de
los dones era parcial ("en parte conocemos"). Lo "perfecto" (lo completo)
se refiere al Nuevo Testamento  completado.

F. Función importante y seria. Desde luego, aquellos profetas tenían que


usar ese don estrictamente conforme a la voluntad de Dios. Había muchos
falsos profetas.

IV. O Si De Servicio, En Servir, V. 7.

A. El ministerio de la palabra, Hech. 6:4; 20:24; 21:19; 2 Cor. 5:18; 6:3; 1


Tim. 1:12. La palabra traducida "servicio" también se traduce "ministerio".

B.    El ministerio de benevolencia, Hech. 6:1 (distribución, servicio); 12:25;


Rom. 15:27; 1 Cor. 16:15. Véase Rom. 12:13, la hospitalidad era un servicio
muy importante en aquellos tiempos porque muchos perdieron sus hogares,
familias, empleo, etc. por la causa de Cristo.

C.    Todos los cristianos sirven,  imitando a Jesús quien vino al mundo no para
ser servido, sino para servir (Mat. 20:28).

D.     Servir como miembro.  La enseñanza aquí es que debemos recordar que
no servimos en sentido desconectado o aislado, sino como miembros del
cuerpo, y para que el cuerpo funcione. El cuerpo funciona cuando cada
miembro hace su parte, Efes. 4:16.

V. O El Que Enseña, En La Enseñanza, V. 7.

A. Instruir, impartir información, edificar.  El que enseña hace trabajo muy


importante.

1.     Es trabajo serio,  responsable, solemne (Sant. 3:1).

2.     No todo  aquel que profesa ser maestro cumple  con su responsabilidad (2


Tim. 4:3,4).
B. Había maestros inspirados, como ya hemos visto en Hech. 13:1 y 1 Cor.
12:28,29.

C. "Pastores y maestros", Efes. 4:11, probablemente los mismos, porque la


función principal de los pastores (ancianos) es la de enseñar, exhortar, y
amonestar para "alimentar" el rebaño.

D. Las hermanas ancianas,  Tito 2:3-5, (hermanas que tienen más experiencia)
deben enseñar a las mujeres jóvenes a amar a sus maridos y a sus hijos y a ser
cuidadosas de la casa. Muchas hermanas modernas descuidan el deber doméstico
al trabajar fuera del hogar. Desde luego, hay hermanas solteras, viudas y
abandonadas que tienen que trabajar hiera del hogar, pero lamentablemente
muchas hermanas lo hacen simplemente porque quieren tener más dinero, ser
más independientes y porque no aman el papel que Dios les ha asignado, 1
Tim. 2:15; 5:14. Por lo tanto, las hermanas de más edad y experiencia deben
exponerles "más exactamente el camino de Dios".

E.       1 Red. 3:5, todos  deben "dar razón" de la esperanza.

F.      Propósito de la exhortación:  Recuérdese que el punto principal aquí es


que el que enseña debe hacerlo cumplidamente.

1.   Cada maestro debe estudiar  bien lo que va a enseñar, y luego hacerlo con


sinceridad y toda diligencia.

2.   Cuidar su testimonio.  1 Tim. 3:7; Hech. 20:28; 1 Tim. 4:12.

VI. El Que Exhorta, En La Exhortación, V. 8.

A. Rogar, animar, amonestar. Este don se emplea para fortalecer la fe y


estimular el ánimo de otros miembros.

B. Bernabé tuvo este don. Su nombre era José, pero los apóstoles
reconocieron su don y le pusieron el sobrenombre "Bernabé" (hijo de
consolación, es decir, persona con talento especial para consolar y
exhortar). Hizo buen uso de su talento (véanse Hech. 4:36; 9:27; 11:22-24).

1.       Apolos era elocuente  (Hech. 18:24), un don importante.

2.       Otros  tenían otros dones. Pablo era tremendo para debatir y, desde
luego, tenía muchos dones, sobrenaturales y ordinarios.

3.       Parece que Bernabé  superaba en la obra de exhortar.


4.       Todos  estos dones son necesarios para que el cuerpo funcione como
Dios quiere.

C. Heb. 3:13, Todos los  miembros deben exhortarse el uno al otro. El


miembro más "invisible" puede y debe hacer esta obra importante.

VII. El Que Reparte, Con Liberalidad, V. 8

      A. Todos reparten,  Hech. 2:44-47; 4:34-37; 11:27-30.

B.    "Compartiendo para las necesidades de los santos; practicando la


hospitalidad", Rom. 12:13.

C.    Ofrenda cada domingo,  1 Cor. 16:1,2.

D.     Lo importante:  que lo hagamos sinceramente, con corazón singular. La


palabra "liberalidad" no se refiere sola-mente a la abundancia de la ofrenda,
sino también a la condición del corazón del dador. Dios ama al dador
alegre, 2 Cor. 9:7.

1.     2 Cor. 8:2, "generosidad".  La misma palabra traducida "sincera fideli-


dad" en 2 Cor. 11:3 y "sencillez" en Efes. 6:5.

2.     Los macedonios  (2 Cor. 8:1-5) obedecieron la enseñanza de Pablo en


Rom. 12:8 porque primeramente se dieron a sí mismos al Señor, 2 Cor. 8:5.

VIII. El Que Preside, Con Solicitud, V. 8.

A.     Los ancianos presiden,  Hech. 14:23; 20:28; Heb. 13:17; 1 Ped. 5:2,3. Son
los obispos (supervisores) de la congregación (el rebaño) del cual son
miembros.

B.    La dirección necesaria. La supervisión no debe ser "señorío", sino


simplemente la dirección necesaria. La exhortación de Pablo es que los
ancianos tengan verdadera solicitud por los miembros bajo su cuidado.

C.    Ejemplos.  Véanse los ejemplos de solicitud: Pablo (2 Cor. 7:13; 11:28);


Timoteo (Fil. 2:20,21); Tito (2 Cor. 8:16).

D.     No codicioso  de ganancias deshonestas, 1 Ped. 5:2, es decir, que los que
presiden cuiden de la iglesia en lugar de abusar de ella para su propio beneficio.
Que no busquen señorío (elevándose a sí mismos). Que no sean imponentes (3
Jn. 9,10), sino que sean verdaderos servidores de los miembros.

E.     Otro peligro. Si algún hermano recibe el don de Dios para presidir, debe


usarlo;  es decir, debe aceptar la responsabilidad  que corresponde al don.

1.   A veces hermanos capacitados se contentan con dejar que otros  hermanos


menos capacitados se encarguen de la dirección de la iglesia.

2.   No les gusta  la inconveniencia de la obra de hacer visitas. No les gusta la
idea de exhortar y corregir a los hermanos infieles. No les gusta dedicarse
al estudio cuidadoso de la palabra para poder enseñar y también tapar la
boca de los que contradicen la palabra.

3.   Rom. 12:11 dice "en lo que re-quiere diligencia, no perezosos;  fervientes


en espíritu, sirviendo al Señor". Esta exhortación es muy importante para
los dirigentes.

IX. El Que Hace Misericordia, Con Alegría, v. 8.

A.     Muchos ejemplos. Durante el ministerio de Jesús muchos le rogaron di-


ciendo, "Ten misericordia". Véanse Mat. 9:27; 15:22; 20:30; Mar. 10:47.
Jesús tuvo misericordia de ellos sanándolos.  No podemos sanar
milagrosamente, pero sí podemos tener misericordia en muchas formas:
ayudando y sirviendo a otros tanto en lo físico como en lo espiritual.

B.      Gran talento. Hay hermanos y hermanas con gran talento para la obra de


tener misericordia. Son muy buenos para visitar, ayudar, atender, y cuidar.

C.      Con alegría.  Que lo hagan con alegría, con buen humor, en manera
bondadosa y feliz. Que no llegue nuestro servicio a ser tarea aburrida.

1. Tiempo largo.  Tal  " misericordia" puede llegar a ser servicio no solamente
de días sino de semanas y meses (como en el caso de personas ancianas e
inválidas).

2. Siempre alegre.  Es sumamente importante que tal servicio se haga siem-
pre con buen humor. De otro modo se hará más mal que bien. Si algún
miembro que ofrece su ayuda es impaciente y re-sentido, entonces el pobre
enfermo o ancianito pensará, "ojalá que salga pronto y que no vuelva".
D.       Cuesta.  La parábola del Buen Samaritano (Luc. 10:30-35) ilustra que el
tener misericordia cuesta, tanto dinero como tiempo.

E.         Incluye el perdonar.  El tener misericordia incluye el perdonar. Véase


Mat. 18:27, "movido a misericordia, le soltó y le perdonó la deuda". Luc.
15:20, "fue movido a misericordia" el padre del hijo pródigo. Estaba
dispuesto a perdonarle.

Conclusión:

A.     Dar resumen  de los v. 6-8, haciendo aplicación de la enseñanza de los v.


3-5 (como también de los v. 1,2).

B.    No habrá contiendas ni disensiones en el cuerpo si todos los miembros


recuerdan que todos los dones provienen de Dios, que son para la
edificación del cuerpo entero, que todos los miembros son mutuamente
dependientes. Si recordamos esto, el cuerpo será unido y llevará a cabo su
obra, porque no habrá envidia ni desavenencias, sino perfecta unidad y
armonía.

C.    El resto del capítulo doce sigue des-arrollando el mismo tema.


Obsérvense especialmente el v. 10, "unos a otros" (dos veces) y el v. 15,
"gozaos con los que se gozan; llorad con los que lloran".

DONES DEL PADRE, OPERACIONALES O MOTIVACIONALES

INTRODUCCIÓN A LOS DONES

Don significa CARISMA, en el griego CHARIS que significa Regalo, Gracia, Favor,
Poder, Oficio, Misión.

Los dones proceden de Dios y Cristo mismo ascendido y cabeza de la iglesia, son
distribuidos por el Espíritu Santo.

Todos los creyentes hemos recibido la unción del Espíritu Santo, Ap. 1.6; 2 Co.
1.21; 1 Jn. 2.20-27; y por lo tanto, todos los creyentes somos receptores de los
dones espirituales.

Los dones espirituales son capacidades sobrenaturales concedidas a cada


creyente para el servicio y cumplimiento de la función que tienen dentro del cuerpo
de Cristo. 

CATEGORÍAS O CLASES DE DONES


Hay tres categorías de dones

1.      Los dones del Espíritu Santo o manifestativos (1 Co. 12:8-11)

a.      Palabra de sabiduría


b.     Palabra de ciencia
c.      Fe

d.      Don de sanidad


e.     Hacer milagros
f.       Profecía
g.     Discernimiento de espíritus
h.     Don de lenguas
i.       Interpretación de lenguas

2.      Los dones del Hijo, ministeriales o de púlpito (Ef. 4:11-12)

a.   Apóstoles

b.   Profetas
c.   Evangelistas
d.  Pastores
e.  Maestros

3.      Los dones del Padre, motivacionales o ministerios prácticos (Romanos. 12:3-8)

a.   Profecía
b.  Servicio
c.   Enseñanza
d.  Exhortación
e.  Repartir
f.   Presidir
g.  Misericordia

Todos los dones son dados por Dios. Jesucristo tenía la plenitud de todos los
dones.

Romanos 12.3-8 
Si miramos los versos 1 y 2 del capítulo 12 de libro de Romanos, Pablo llama al
pueblo de Dios a una consagración genuina.

Recordando la vida de Moisés, vemos que vivió 120 años, 40 años los pasó en
Egipto creyéndose que era alguien; luego se fue al desierto y pasó allí 40 años y
se dio cuenta que no era nadie, pero luego vivió los últimos 40 años en el desierto,
junto con el pueblo de Dios, dándose cuenta quien era y lo que Dios puede hacer
con una persona que se entrega a Él.

Esto nos lleva a pensar acerca de nosotros, quienes fuimos antes de presentarnos
a Cristo y que podemos ser después de consagrarnos a El.

Si estamos consagrados a Dios y queremos ser usados por Él, debemos tener
muy claros estos 3 aspectos a la luz de la escritura:

1.    ¿Qué somos?
2.    ¿Quiénes somos?
3.    ¿Para qué estamos?

Después de recibir a Cristo y obtener cambios, debemos saber que ahora


pensaremos y obraremos como siervos del Señor.

 ¿Qué somos?  Ro. 12.3


 Lo que somos no es obra de nosotros.
 Somos creyentes consagrados por la gracia de Dios.
 Dios nos repartió a cada uno según su voluntad.
 Somos obra de Dios y su obra en nosotros viene por su redención,
misericordia y poder.
 ¿Quiénes somos?  Ro. 12.4-5
 Somos un cuerpo
 Ahora cambia mi forma de pensar individual y pienso en función de
un cuerpo (el cuerpo de Cristo, es decir, la Iglesia).
 Actúo con orden y consideración hacia los demás.  Col. 1.19 y 24-
25.
 Ya la individualidad dentro del cuerpo de Cristo no existe, pues el
cuerpo está formado por muchos miembros y todos nos debemos a todos.
 ¿Para qué estamos?  Ro. 12.6-8
 Cada miembro del cuerpo es un don.
 Para obedecerle y servirle.
 Estamos para beneficio de la obra de Cristo.
 Estamos para desarrollar una función especial.

En los dos siguientes ciclos de nuestro instituto veremos los dones del Hijo y del
Espíritu Santo, por ahora veremos los dones del Padre.

DONES DEL PADRE O MOTIVACIONALES


Son los factores principales de motivación de nuestra personalidad, que se basan
en nuestras decisiones, actos, y puntos de vista, dados por Dios para el servicio.
Los dones son las habilidades naturales dadas por Dios a las personas para
servir, tipos de actividades que motivan.
Aunque identifiquemos ciertos dones en nosotros, esto no es una excusa para
limitar las cosas que hacemos por el señor.
Las verdades acerca de los dones motivacionales
 1 Pedro 4:10-11 Todas las personas tienen como mínimo un don
motivacional.
 Todos los dones glorifican a Dios
 Todos los dones son usados en beneficio de los demás.
 Todos los dones se deben ejercitar o desarrollar por el poder que Dios
suministra.

Los dones motivacionales y el cuerpo de Cristo:

Todos los dones y sus servicios a Dios corresponden a las funciones en el cuerpo
humano así como se relaciona al cuerpo de Cristo.
1. Profecía = el ojo del cuerpo
2. Enseñanza = la mente del cuerpo
3. Exhortación (alentar) = la boca del cuerpo
4. Ministerio (servicio) = las manos del cuerpo
5. Dar (contribuir) = los brazos del cuerpo
6. Administrar (facilitar) = los hombros del cuerpo
7. Misericordia = el corazón del cuerpo
Los dones motivacionales fueron puestos en nosotros por Dios cuando fuimos
concebidos, por lo tanto podemos ver los dones en los niños.  Su don no cambia a
través de todas las etapas diferentes de la vida.
Los dones le dan color a todo lo que vemos.
Por ejemplo:
 Una persona quién tiene el don de profecía verá todas las cosas ya sean
buenas o malas.
 Una persona con el don de enseñanza buscará la verdad en todas las
cosas.
 Una persona con el don de exhortación buscará constantemente
oportunidades para alentar.
 Una persona con el don de servicio se acercará en realidad a preguntar,
"¿qué puedo hacer para ayudar?"
 Una persona con el don de administrar (facilitador) mirará lo extenso de
toda la ilustración de la vida y como las cosas deben estar organizadas.
 Una persona con el don de dar (contribuidor) buscará constantemente
maneras de dedicar su tiempo, sus talentos, y su dinero para cumplir las
necesidades de otras personas.
 Una persona con el don de misericordia reconocerá fácilmente los
lastimados que necesitan amor.
Nuestras decisiones son hechas para ajustarse a como vemos la vida.
Por lo tanto, un buen entendimiento de los dones motivacionales nos ayudará a
comprendernos a nosotros mismos, nuestros cónyuges, nuestros hijos, y otros
creyentes. Nos ayudará a descubrir que tipos de trabajos estaremos con mayor
capacidad de desempeñar.

Los dones los podemos ver desarrollados en dos áreas:

1. Para mí mismo:
 1 Ti. 1:12; Hechos  13:1-3
 motivación (espíritu)
 carácter, forma de ser
 llamado
2.             Para otros, para el cuerpo de Cristo:
 1 P. 4:10; Romanos 12:4-6
 adorar a Dios
 servir mutuamente
 complemento mutuo

¿Como descubro mis dones motivacionales?

1. Descubre primero tu función / lugar


            como siento yo
            como pienso yo
            como obro yo
 a donde pertenezco yo
2. Descubre la medida de tu fe
 la medida de fe no es intercambiable
 la medida de fe es expandible (parábola de los talentos)
3. Sirve según tu(s) don(es)
 servir en fe libera dones
 dones manifestativos se añaden

Uso práctico

1. No debemos abandonar/despreciar nuestros dones (1 Ti. 4:14)


a.    Reconocer y descubrir los dones
b.    Enciende el don en ti (2 Ti. 1:6)
2. Los dones y el cuerpo de Cristo (Ro. 12:4-5)
a.    Las funciones diferentes en el cuerpo se complementan
b.    Dos diferencias en los dones (1 P. 4:11)
c.    No todos servimos en todos los dones
3. Dones y ministerios en la iglesia

El Amor es el Fundamento de los Dones

Estos dones no pueden fluir si no hay amor


1. 1 Corintios 12:31, debemos procurar los dones mejores, pero Dios nos
muestra un camino más excelente que es el AMOR.
2. 1 Corintios 13:3
3. 1Corintios 14:1
Todo es un equilibrio, todos los dones deben edificar, exhortar y consolar a los
creyentes.  

“No importa el área en la que se esté trabajando en el Cuerpo de Cristo, debemos


conocer que la unción de Dios está sobre nosotros para equiparnos, para que
hagamos un mejor trabajo.

Lo importante no es la cantidad de cosas que hacemos para Dios, sino ver si lo


que estamos haciendo está en el centro de la voluntad de Dios para nuestras
vidas.

Hechos 6:8-10
Esteban hacía prodigios y señales entre el pueblo, no en la iglesia. Nosotros no
necesitamos estar detrás de un púlpito para que prodigios, milagros y señales
sean hechos a través de nuestras manos.  Necesitamos tener la unción del
Espíritu Santo y ser obedientes a la palabra.  Lo importante de servir es la actitud
con que se está haciendo.  Lo que motiva a su corazón es tan importante, esto
puede cerrar las puertas o abrirlas. 
OTR
SIGNI NUEVO
GRIE OS
DON DEL FICA TESTAM
GO TÍTU
PADRE DO ENTO
LOS
Líder,
Estar
Romanos Direct
adelant
12:8; or,
e, estar
1 Superv
sobre,
Tesalonice isor,
"Proist dirigir,
ADMINISTRACIÓN nses 5:12; Organi
emi" manten
1 Timoteo zador,
er,
3:4, 5, 12; Pioner
practic
5:17; Tito o,
ar,
3:8, 14 Vision
presidi
ario
r.

Mt 5:7;
9:27;
15:22;
17:15;
18:33; Confor
Tener
20:30, 31; tador,
compa
Mr 5:19; Consej
sión,
10:47, 48; ero,
dolor,
Lc 16:24; Ayuda
obtiene
17:13; dor,
recibe
"Eleeo 18:38, 39; Miseri
MISERICORDIA y da
" Ro cordio
miseric
9:15,16; so,
ordia,
9:18; Comp
dolor
11:30, 31, asiona
sobre
32; 12:8; do,
algo o
1Co 7:25; Pacific
alguien
2Co 4:1; ador.
Fil 2:27;
1Ti 1:13,
16; 1P
2:10;
Judas 1:22
DAR "Meta Dar, Admin
diddo compar Lucas istrado
mi" tir 3:11, r de
ofrecer Romanos los
o 1:11; bienes
imparti 11:28 de
Dios,
Gerent
e
Financ
iero,
Delega
r
Efesios
Finanz
4:28     
r. as,
1Tesalonis
Volunt
enses 2:8
ario,
Soport
ador,
Gran
fe en
diezm
os.
Anima
dor,
Ayuda
dor,
Llamar Edific
"Parak
a uno ador
lesis Hechos 13
EXHORTACIÓN al lado de
o 6 y 13
para Person
Parake
animar. as,
leo"
Consej
ero,
Optimi
sta.
Investi
gador,
Instruc
tor,
Quien
Dador
da
de
"Didas enseña
Clases,
ko nza, Romanos
ENSEÑANZA Buen
o quien 12:7b
Comu
Didas da
nicado
klia" instruc
r,
ciones.
Prepar
ador,
Presen
tador.
SERVICIO "Diak Romanos Siervo,
Ser
Volunt
atendid
ario,
oo
Termi
ministr
nador,
ar, el
Benev
onia" oficio 12:7a
olente,
de
Trabaj
diacon
ador,
o,
Seguid
asisten
or.
cia.
El que
Habla,
Mt 13:14;
Profet
Ro 12:6;
a,
1Co
Instruc
12:10;
tor,
13:2, 8;
Un Quien
14:6, 22;
"Prop hablad Declar
1Ts 5:20;
PROFECÍA heteia or a,
1Ti 1:18;
" inspira Maestr
4:14; 2P
do o
1:20, 21
Inspira
Ap 1:3;
do,
11:6;
Habla
19:10;
dor
22:7, 10,
Inspira
18, 19
do

DON DE PROFECIA (Percepción)


Es la habilidad para ver las cosas como son en realidad: la habilidad para discernir
los motivos internos de las personas. Una persona quien percibe, ora mucho,
profesa, y promueve la voluntad de Dios.
Características del don:
1. La vida en los extremos - Él mira las cosas en negro y blanco, bueno o
malo, apropiado o inadecuado, verdadero o falso, en la voluntad de Dios o fuera
de la voluntad de Dios. Ve la vida como una cuestión de decisiones donde es
imperativo que la gente escoge activamente lo bueno y evita activamente lo malo.
Comprometerse no es una opción. Tiene una tendencia para contestar siempre
"sí" o "no" y rara vez "quizás". Tiene opiniones definidas sobre casi todas las
cosas. Esta persona no siempre presenta su opinión, usualmente busca la ayuda
de Dios para formar sus convicciones.
2. Perceptivo - puede percibir fácilmente que tan verdadero espiritualmente es
un grupo. Tiene una sensibilidad única así como lo que está pasado en la vida de
una persona. Está ansioso a que la gente se arrepienta y entonces tengan las
pruebas en su vida con el cambio en sus corazones. Toda la gente tiene las
máculas (puntos débiles) Lc. 6:41-42. Esta persona las percibe fácilmente.
3. Un llamado a arrepentirse - la mayoría de nosotros evita los problemas.
Nosotros no miramos los problemas como un paso a la madurez. Esto no es
verdadero para los que tienen este don. Miran los sucesos negativos como la gran
oportunidad para arrepentirse y confiar en Dios. Lloran a veces en una manera
externa cuando ve alguna persona implicado en el pecado porque estas personas
sienten el corazón de Dios.
4. Gente orientada pero carecen de amigos  - mucha gente con este don pasa
a través de la vida con uno o dos amigos buenos, o ni uno. Porque tienen normas
altas, otras personas frecuentemente no las catalogan. Frecuentemente la gente
se siente intimidada por la presencia de esta persona.
5. Bíblicamente orientado - estudia mucho la biblia y descubre que Dios le
habla frecuentemente a través de escrituras específicas. Puede sacar principios
de la biblia para aplicarlos a la vida. Es una persona de principios en todos los
aspectos de su vida. Discierne el plan de Dios y no permite que los deseos
personales lo priven de que el plan llegue a ser realidad. Una frase característica
que el dice, "necesita soltar sus planes y descubrir el plan de Dios".
6. Muy franco - es valiente y muy franco frecuentemente sin importarle la
opinión del público. Tiene convicciones fuertes, él es muy persuasivo cuando
habla. Esta persona frecuentemente está en problemas con las otras personas a
causa de su franqueza y a veces hace sentirse mal a las personas.
7. Quiere el crecimiento espiritual - ve el crecimiento espiritual de los grupos
como el resultado de los cambios individuales en el mismo como con los demás.
Por lo tanto, desea trabajar en una base exacta (uno a uno) para fortalecer los
individuales y así fortalecer el grupo. El deshacerse de los desperfectos es una
prioridad muy importante. Por lo tanto, no tiene miedo de mirar por dentro y de
identificar las cosas que necesitan trabajo. Nunca está satisfecho con poco sin sus
mejores esfuerzos. Reconoce la importancia de la obediencia. Tiene una honradez
fuerte usualmente muy moral porque tiene una conciencia grande de la presencia
de Dios.
8. Un llamado a la oración - tiene un ministerio de intercesión más poderoso
que todos los siete dones.
9. Dramático - tiene frecuentemente una aptitud dramática para ilustrar la
verdad de Dios.
Beneficios de este don: 1 Co. 14:3
1. La edificación: reparación, construcción, mejoramiento
2. La exhortación: ayudando, reforzando
3. La consolación: estímulo, comodidad
4. Este don cumple las necesidades espirituales en el cuerpo de Cristo.
Manifestaciones de este don: 1 Co. 14:24-25
1. Trae las personas a la responsabilidad.
2. Revela las motivaciones interiores de los corazones de otras personas.
3. Trae convicción interior en otras personas.
4. Trae conciencia de la presencia de Dios.
5. Causa que personas se arrodillen (el arrepentimiento exterior)
Personajes con este don en la biblia:
1. Juan el bautista (Mt. 21:32; Lc. 3:2-20; 7:18-29)
Características observables
  Desean el plan de Dios
  Reciben revelación por la intercesión
  Identifica lo malo
  Discierne caracteres
  Ánima al arrepentimiento
  Es muy franco
  Se aflige sobre los pecados
  Obediente a Dios
  Mira lo que otros no ven
  Dramatiza
  Tiene opiniones fuertes
  No áreas grises
  Demanda frutos espirituales
  Promueve el crecimiento
  Una norma de negro y blanco
2. Otros Personajes:
  Anna (Lc. 2:36-38)
  María (Mt. 1-2; Mr. 6:3 Lc. 1:26-56)
  Ananías (Hch. 9:10-17; 22:12-16)
  Oseas (Oseas 1-14)
  Jeremías (Jr. 1-52)
  Isaías (Isaías 1-66)
  Jonás (Jonás 1-4)

Áreas de problemas y avisos que llevan al mejoramiento de un don:


Cada don tiene su propio grupo de problemas. Los problemas sencillamente
sobresaltan nuestra necesidad para confiar que Cristo puede ayudarnos a usar
nuestro don más completamente. También, demuestran que nuestro don no es
perfecto y como necesitamos de los dones de las otras personas para ayudarnos
a equilibrarnos.
1. Crítico - esta persona necesita ser cauteloso de no desarrollar un espíritu
crítico. Como Jonás, Dios trabajará en una manera severa con él si él no aprende
a orar más y critica menos. La oración es la protección en contra de un espíritu
crítico. El único tiempo que esta persona debe enfrentarse con alguien es después
de haber orado y haber recibido la dirección de Dios para hablar. Porque este don
puede ser cruel, la persona necesita desarrollar un nuevo y profundo amor y
empatía. Porque el don es negativo frecuentemente, debe concentrarse para
hablar actitudes positivas.
2. Expectaciones altas - a veces, presiona a la gente a que cambien más
rápido que lo que pueden. Necesita verlo como un paso de progreso válido.
Necesita aprender a felicitar por el progreso.
3. Intolerancia - está convencido que sus opiniones correctas y usualmente lo
está, pero la verdad tiene muchas facetas diferentes. Necesita aprender a valorar
una perspectiva que es diferente.
4. Autoimagen - porque él es introspectivo, está consciente de sus propios
defectos. Por lo tanto, frecuentemente se juzga el mismo como inadecuado.
Necesita ver que su don es un don ordenado por Dios.
DON DE ENSEÑANZA
Es la habilidad para comunicar conocimiento y conducir a otras personas a la
verdad revelad,; aclarando la verdad y la doctrina. Lo que lo motiva a enseñar es
buscar y dar validez a la verdad y luego compartirla con los demás. El primer gozo
obtenido es la búsqueda y el estudio, no es la presentación.
Características de este don:
1. Organizado - él es sistemático y puntual en todas las áreas de la vida.
2. Hace valer la verdad - le gusta leer y estudiar y investigar. Está orientado a
los hechos (datos). Siente la preocupación que la verdad se establezca en todas
situaciones. Revisa y analiza fuentes para ser preciso. Cree que la verdad produce
cambios.
3. Tiene convicciones fuertes basadas en la verdad  - Para el maestro
cristiano, la biblia es la autoridad suprema. Abierto a una nueva
verdad.  Tiene  convicciones fuertes.
4. Vocabulario - le gusta un vocabulario avanzado, las palabras, el estudio de
las palabras, y la gramática. Usualmente tiene un vocabulario extenso.
5. Es objetivo - él es más objetivo que subjetivo. No permite que sus
emociones lo interfieran.
6. Intelectual - se automotiva, autodisciplina, emocionalmente se autocontrola.
7. Amistades - tiene un círculo de amigos seleccionados. Tiene tendencia a
ser reservado.
Beneficios de este don:
1. Ayuda a la gente a continuar en la palabra de Dios.
2. Ayuda a un grupo a permanecer unánimes basados en una doctrina válida.
3. Continúa el trabajo de Dios desde los apóstoles y los profetas,
construyendo el ministerio de otros.
4. Suple las necesidades mentales del cuerpo de Cristo.
Manifestaciones de este don:
1. Trae la gente al conocimiento de la palabra de Dios.
2. Facilita el crecimiento espiritual.
3. Ayuda a la gente a aplicar los principios de la palabra de Dios a sus vidas
diarias.
Personajes con este don en la biblia:
1. Apolos (Hch. 18:24-28; 1 Co. 3:6)
Características observables:
  Lógico
  Conoce las escrituras
  Un vocabulario elocuente
  Intelectual
  Preciso en sus hechos
  Un estudiante, un investigador
  Enfocado en la biblia
  Enfocado en la enseñanza
  Diligente
  Abierto a la nueva verdad
  Habla impresionante
  Tiene convicciones fuertes
  Usó bases bíblicas
  La verdad produce cambios
2. Otros Personajes: 
  Aquila y Priscila (Hch. 18:1-3, 24-28; Ro. 16:3-5; 1 Co. 16:19 2 Ti. 4:19)
  Timoteo (1 y 2 Ti.; Hch. 16:1-3; 1 Co. 4:17; 1 Co. 16:10-11)
  Tomás (Juan 10:24-28)
  Lucas (los libros de Lucas y Hechos)

Áreas de problemas y avisos que llevan al mejoramiento de un don:


1. Es incumplido con la aplicación práctica de la verdad. Cuando está
enseñando, no da mucho en el modo de sugerir prácticas. Necesita aprender
como dar sugerencias prácticas poniendo los factores en práctica.
2. Casi nunca acepta la opinión de los demás.
3. Debe evitar una actitud de un sabelotodo. No resiste discusiones abiertas.
4. Tiene la tendencia a ser orgulloso por su habilidad intelectual.
5. Tiene la tendencia de ser legalista. Cree que su opinión siempre es
correcta.
6. Se le puede desviar fácilmente. Porque tiene muchas áreas de interés, para
enfocar su tiempo y sus esfuerzos.
7. No se orienta por sus sentimientos. Por lo tanto, debe desarrollar una
consciencia de los sentimientos de las otras personas. Tiene una tendencia a
creer que su don es fundamental para los otros dones. Por lo tanto, necesita
aprender a tolerar los dones de otras personas.
DON DE EXHORTACIÓN
Es un don fuertemente relacionado a la vida centrad en la experiencia. Lo motiva
ver a la gente crecer y madurar en su vida personal y sus relaciones sociales. Se
le podría llamar “don de estímulo para el progreso personal”.
Características del don:
1. Estímulo verbal - le gusta fortalecer a la gente para que puedan vivir con un
potencial completo. Se regocija grandemente al ver a la gente vivir de una manera
victoriosa. Estimula a los demás a desarrollarse en sus ministerios personales.
Porque él entiende bien el concepto de Cuerpo de Cristo. Es un comunicador
elocuente.
2. Se envuelve con gente positiva - la interacción con gente es esencial para
él. Busca expresiones de rostros, escucha por reacciones, y analiza la
conversación para una repuesta positiva. Quiere mucho a la gente y la gente lo
quiere mucho también, porque usualmente tiene una actitud positiva. Tiene una
tendencia de ser "el que le da vida a la fiesta" no juzga a la gente sino que la
acepta como es. No le gusta las relaciones tensas, enseguida averigua que anda
mal. Si es necesario se echa la culpa con tal de hacer una buena amistad. Le
gusta hacer consejos personales y lo hace bien a causa de ser transparente
acerca sus propios problemas pero necesita ver que se esfuerzan y que cambian
para que siga aconsejándolos.
3. Verdad - él evita las investigaciones. Prefiere usar material que ha sido ya
investigado por otras personas. Prefiere aplicar lo que es verdadero a la vida en
lugar de pasar el tiempo solo en el estudio. Le gustan los libros sobre "como
hacer" que enfocan en la aplicación práctica. Cuando enseña, da pasos
específicos para que la gente siga. No le gustan los libros abstractos, ideas, o
sermones. No es como el maestro, la diferencia para esta persona es que la
verdad viene por la experiencia de la vida y por supuesto por la biblia también.
Descubre lo que "funciona" en las experiencias de la vida y después se regocija
cuando descubre que también está en la biblia.
4. Ve la vida desde un punto de vista positivo  - él enfáticamente cree que Ro.
8:28 es verdad. Se rehúsa aceptar la palabra, "imposible", y tiene un potencial por
una gran fe. Ve oportunidades, no los obstáculos; los desafíos no las pruebas; las
posibilidades no los problemas. Por lo tanto el hacer las decisiones se le hace
fácil. Porque él es muy práctico y con una vida orientada, sus decisiones son
correctas usualmente. Sin embargo, porque verbaliza sus pensamientos, necesita
botar las ideas de las otras personas para que pueda llegar a sus decisiones. No
le gustan los proyectos inacabados. Espera mucho de él mismo y de los otros. No
se da a la introspección.
5. Es enviado a estimular, tiene una fe práctica, estimula el ministerio,
aconseja al grupo, tiene una actitud de gozo frente a las circunstancias, espera
mucho de los demás y siempre esta enfocado en otros.
Beneficios de este don:
1. Ayuda a la gente a moverse en una dirección positiva.
2. Estimula a la gente de una manera práctica y personal.
3. Ayuda a fortalecer y unificar el cuerpo de Cristo.
4. Cumple con las necesidades personales y emocionales del cuerpo de
Cristo.
Las manifestaciones de este don:
1. Estimula a uno a como debe vivir. (1 Ts. 4:1)
2. Estimula a uno a como agradar a Dios. (1 Ts. 4:1)
3. Estimula a uno a como vivir una vida que sea digna ante de Dios.  (1 Ts.
2:11)
4. Le estimula a como progresar en el amor. (1 Ts. 4:10)
5. Le estimula a como vivir para que las otras personas le tengan respeto. ( 1
Ts. 4:11-12)
6. Le estimula a como enfrentarse a las pruebas. (Hch. 14:22)
7. Estimula a uno comprender el aleccionador. (He. 12:5)
Personajes con este don en la biblia:
1. Bernabé (hijo de consolación) (Hch. 4:36; He. 11:22-26)
Características observables:
  Fue enviado a estimular
  Tuvo una fe practica  
  Estimuló el ministerio
  Aconsejó al grupo
  No juzgó a otros
  Tiene una actitud positiva y alegre
  Esperó mucho de los otros
  Recibió una repuesta visible
  Se enfocó a la gente
  Estimuló el desarrollo
  Las otras personas le amaron
  En vida fue un testigo
  Terminó lo que empezó
  Hizo enseñanza práctica
2. Otros Personajes:
  Pedro (Hch. 2:14-41; 3:1-4:21)
  Silas (Hch. 15:22-40; 16:25,29; 17:4,10-15; 1 P. 5:12)
  Tito (2 Co 2:13; 7:6; 13-14; 2 Co. 8:6-23; 12:18; Gal 2:1,3 y el libro de Tito)
  Aarón (los libros de Ex, Lv, Nm)
Áreas de los problemas y precauciones que conducen al mejoramiento de
este don:
1. Desea la atención - tiene la tendencia a necesitar la atención completa de
cada oyente. Ansia por tener una audiencia. Tiene la tendencia de interrumpir a
los demás y ser demasiado franco. Necesita darse cuenta de que las otras
personas necesitan la atención también y que las ideas de los demás son
importantes también.
2. La verdad - porque él depende de la experiencia para la verdad, a veces
usa las escrituras fuera del contexto y llega a las suposiciones falsas. Necesita
verificar las fuentes de la biblia con más cuidado.
3. Demasiado confiado - puede llegar a confiarse demasiado en sus
descripciones de paso a paso y fracasar en depender del Espíritu Santo.
DON DE MISERICORDIA (Compasión)
Es la motivación a identificarse con, el consolar, y aliviar los que están en angustia
y que tienen una necesidad. El don es de compasión.
Características del don:
1. Amor - esta persona tiene una gran capacidad para demostrar amor. Es
más feliz cuando le muestra amor a los demás. Él es pensativo. Usualmente no
critica a otras personas porque enfoca lo bueno. No le gusta oír cosas negativas
sobre otras personas.
2. Sentimientos y empatía - es muy sensitivo a los sentimientos de otras
personas. Llora fácilmente. Siente los dolores de las otras personas. Sabe si las
emociones de las otras personas están altas o bajas.
3. Le atrae aquellos que están lastimados - ya sea personas o los animales.
Evita hacer daño a los demás. Sus sentimientos guían sus decisiones. No es una
persona intelectual. Dirá, "no me confundas con los hechos, mis sentimientos ya
están hechos."
4. Ayuda - porque le preocupa los que están emocionalmente heridos, los
ayuda consolándolos. Le gusta reconciliar a las personas que están en enemistad
con alguien.
5. Amistades - le atrae la gente que necesita ayuda y otras personas con este
don. Es una persona confiable y a veces ingenuo. Permitirá que otras personas
tomen ventaja de él. Para él es fácil a regocijarse con quienes son bendecidos y
llora con quienes lloran.
6. Calmado y positivo - sus acciones tienen la tendencia a ser lentas. Con
calma hace sus decisiones. Generalmente es alegre y positivo.
7. Campeón - es un campeón por las buenas causas pero es más por sus
acciones que por su forma de hablar. Defenderá a otras personas pero no a él
mismo. Tiene un llamamiento para orar por las demás personas. Sus oraciones
son profundas porque se sientan en el corazón.
Beneficios de este don:
1. Hace a las personas sentirse amadas y aceptadas.
2. Hace que las personas no se sientan solas.
3. Este don cumple las necesidades emocionales en el cuerpo de Cristo.
Manifestaciones de este don:
1. Puede sentir como se siente la gente y puede saber cuando está herido
emocionalmente.
2. Puede descubrir la falta de sinceridad en las otras personas.
3. Es el corazón en el cuerpo de Cristo, los que van a dar apoyo y compasión
a los demás.
Personajes con este don en la biblia:
1. El buen samaritano (Lc. 10:30-35)
Características observables:
  Tiene una gran capacidad para el amor
  Le atrae los que están heridos
  Empatía
  Tomó acción para quitar el herido
  Quitó la angustia física
  Controlado por sus emociones
  Quitó la angustia emocional
  Tiene confianza en el mesonero
2. Otros Personajes:
  Juan, el discípulo (los libros de Juan,1,2,3 Juan)
  Rut (el libro de Rut)
  José, el padre legal de Jesucristo (Mt. 1:16-24; 2:13; Lc. 2:4-51; Juan 1:45)
  Jeremías (el libro de Jeremías)
  Raquel (Gn 29-31, 35, 46)
  Rebeca (Gn 22:23; 24:29; 35:8; 49:31)
Áreas de problemas y avisos que llevan al mejoramiento de este don:
1. Los varones - un hombre con este don frecuentemente es entendido mal,
está reprimido, y es frustrado. Frecuentemente desarrolla un exterior brusco y es
difícil de conocerle. Los muchachos con este don necesitan ser animados y que
sepan que es bueno llorar y manifestar los sentimientos. No permita que los
sentimientos aumenten hasta afligirse por dentro o estallar con enojo.
2. Indeciso - tiene problemas haciendo decisiones. Meditará las
consecuencias posibles, tardará lo más que pueda y trasladará la responsabilidad
a otras personas si es posible. Frecuentemente, es acusado de ser flojo. Debe
desarrollar principios de la biblia y convicciones fuertes para contrarrestar esta
debilidad.
3. Las ofensas y heridos - porque es compasivo, tiene una tendencia a llegar a
ser ofendido cuando una tercera persona está herido. Necesita aprender que
estos problemas no son sus asuntos. Dios requiere que solo ore por los que están
comprometidos. Tiene también una tendencia a llegar a ser ofendido él mismo.
Entiende de las palabras de las demás personas que no están allá. Por lo tanto,
sus sentimientos son heridos fácilmente.
4. Demasiada empatía y afecto - puede ser sobrecargado emocionalmente a
causa de los problemas de las otras personas. Puede llegar a deprimirse y ser
inefectivo ministrando a los demás. Tal vez porque no está orando
suficientemente. Su afecto excesivo puede ser engañoso al sexo opuesto quien
adopta el amor romántico.
DON DE SERVIR
Este don es la motivación para asistir o ayudar en lo práctico. Se demuestra amor
cuando cumple necesidades prácticas y proporciona ayuda.
Características del don:
1. Hechos - reconoce las necesidades prácticas de los demás, y disfruta poder
cumplir con las necesidades. Muestra su amor con los hechos que hace. Se le
hace muy duro decir "no" cuando alguien le pide ayuda. Es muy original en crear
trabajos que ayudan a las necesidades de los demás. Tiene la tendencia de hacer
más de o que se espera de él. Frecuentemente, se involucra demasiado.
2. La fuerza física y resistencia - Dios le ha dado fuerza y resistencia para
hacer los trabajos físicos. No hace caso de su fatiga. Tiene una gran habilidad
para trabajar con sus manos.
3. Perfeccionista y detallista - no soporta desorden, suciedad o
desorganización. Hará todo lo que puede para mantener el orden físico. Tiene la
tendencia a ser un perfeccionista. Siempre termina los proyectos que empieza.
Llega a frustrarse si no tiene el tiempo suficiente para terminar un proyecto. Le
gusta hacer un buen trabajo y pone mucha atención a los detalles. Tiene una
memoria como de computadora para los detalles. Prefiere proyectos y las metas
de período corto.
4. Hospitalidad - le gusta recibir en casa a los demás, porque le da la
oportunidad de servir.
5. Necesita apreciación - él se necesita sentir apreciado por quién es y no por
solamente lo que hace.
6. Se prefiere ser un seguidor - no le gusta los papeles de liderazgo o el
conducir los proyectos, él prefiere que los otros lo sean. Se frustra en las
posiciones de liderazgo y pierde su alegría. Prefiere hacer un trabajo el solo en
lugar de delegar. Si tiene que ser el responsable de un trabajo, siente culpabilidad.
De los líderes que apoya, le gusta ver que tengan éxito. Es un seguidor muy leal.
Beneficios de este don:
1. Esta persona parece ver lo que se necesita hacer.
2. Esta persona es las manos en el cuerpo de Cristo.
3. Este don cumple las necesidades prácticas en el cuerpo de Cristo.
Manifestaciones de este don:
1. Esta persona hace muchas cosas pequeñas detrás de las cosas grandes
que se ven.
2. Estas personas son los trabajadores en la iglesia.
Personajes con este don en la biblia:
1. Marta (Juan 11:1-40; Juan 12:2; Lc 10:38-42)
Características observables:
  Demuestra hospitalidad (38)
  Demuestra amor con hechos (38)
  Reconoce las necesidades practicas (40)
  Perfeccionista (40)
  Mira que el servir es más importante (40)
  Se envuelve demasiado en los asuntos (41)
  Siente que los demás no le agradecen (41)
  Se ocupa mucho de los detalles (42)
2. Otras personas:
  Febe. Ro. 16:1-2
  Esteban. Hch. 6:1-15; 7:1-60
  Felipe. Juan 1:43-45; 6:5-7; 12:21-22; 14:8; Hch 6:5; 8:5-40; 21:8-9
  Onésimo (el libro de Filemón) Col 4:9
  La suegra de Pedro Mt 8:14-15
  Jacob Gn 25-30
Áreas de los problemas y precauciones que conducen al mejoramiento de
este don:
1. Crítico - puede ser crítico de los demás, quienes no ayudan. Necesita ver
que su servicio sea como un llamado especial por Dios a él.
2. Desatiende a su familia - es posible que desatienda a las necesidades de
su misma familia para atender las necesidades de los demás.
3. Agresivo - a veces ayudará cuando la ayuda no es deseada. A veces tiene
una tendencia a tomar posesión de la situación. Necesita hacer caso a las líneas
de autoridad. Puede llegar a ser impaciente con las autoridades que actúan con
lentitud.
4. Recibiendo - se siente incomodo cuando alguien le sirve, y por lo que le
robaría a la otra persona el trabajo de servir.
5. Sentimientos heridos - porque tiene una necesidad fuerte para ser
apreciado, frecuentemente se siente herido cuando los demás no expresan su
apreciación. Necesita sentirse apreciado por quien es y no solamente por lo que
hace. Necesita desarrollar una identidad fuerte en Cristo de donde recibe su valor.
Necesita saber que el sirve para agradar a Dios, y no a los hombres.
6. Sobre énfasis en las cosas y los proyectos  - otras personas puede que lo
vean ya sea sin interés en las cosas verdaderas espirituales o sin interés en
relaciones personales. Para superar esta debilidad, necesita mantener una vida
fuerte devocional. Necesita darse cuenta de cuando la gente es más importante
que cumplir un trabajo.
DON DE DAR (contribuir)
Este don podría llamarse el don de compartimiento especial. El dar está en el
corazón de este don.
La palabra "metadomi" en griego consiste de dos partes principales: la raíz,
"diomi", significa dar, compartir, participar. El prefijo, "meta", aumenta el con "con"
e intensifica el don. Es un compartimiento con los demás - dedicando su vida para
los demás. (W. E. Vine)
Características del don:
1. Identidad - este don es el don más difícil a identificar en una persona. Tiene
una personalidad amplia. Tiene los rasgos que parece como una persona con el
don de servir. Puede ser un líder o un seguidor.  Como la persona con el don de
profecía y el maestro, ama la palabra de Dios.
2. Dando - da su tiempo, posesiones energía, amor, y dinero abundante sin
compromiso y no segundas intenciones. Dios lo usa para distribuir los recursos de
El. Esta convencido que todas las cosas pertenecen a Dios. Le gusta dar sin que
los demás se enteren. Cuando está dando, da la mejor calidad. No derrocha sus
recursos, sino que da solamente por la dirección del Espíritu Santo. Busca la
confirmación de la cantidad para dar a alguna persona intima. Cree en el diezmo
porque sabe que él es un mayordomo de los recursos de Dios.
3. Apoyar y contribuir - le gusta ser parte en los ministerios a quienes da
dinero. Dará tiempo, energía y amor a los demás para que avancen en sus
ministerios. La persona con el don de servir identificará la necesidad. La persona
con el don de dar vendrá al lado para ayudar después que la necesidad es
identificada.
4. Hospitalidad - para él, la hospitalidad es una oportunidad para el dar. Como
la persona con el don de servir, le gusta tener gente en su casa. Por lo tanto, la
motivación interna es diferente. El servidor es motivado por los hechos. El
contribuidor es motivado por la gente.
5. Negocio y riqueza - no es necesariamente rico pero lo que toma parece
tornarse en oro. Dios le prospera para que pueda dar. Es muy trabajador y trabaja
duro. Posee la sabiduría en negocios natural y dada por Dios. No es engañado
fácilmente. No le gusta derrochar el dinero, pero busca los mejores precios. No
gasta el dinero para el mismo. Es cuidadoso con el dinero y puede ser tacaño.
6. La oración y el evangelismo - Dios le ha llamado a orar para la salvación de
los demás. Tiene una capacidad y un interés en evangelismo. Frecuentemente, es
evangelista en una manera natural.
Beneficios de este don:
1. Ayuda y estimula a los demás para que se cumpla el llamado de Dios en
sus vidas.
2. Este es un don de unificación en el cuerpo de Cristo.
3. Tiende a reparar todas las cosas pues sabe muchos trabajos.
4. Cumple con la necesidad financiera en el cuerpo de Cristo.
Manifestaciones de este don:
5. Compartiendo las cosas materiales: la comida, la ropa, etc. (Lc 3:11)
6. Compartiendo las cosas espirituales (Ro. 1:11)
7. Compartiendo las finanzas de su propio sueldo (Ef. 4:8)
8. Compartiendo de sí mismo (1Ts. 2:8)
9. Compartiendo el evangelio (1Ts. 2:8)
Personajes con este don en la biblia:
1. Abraham (Gn 22; Gn 13-14)
Características observables:
  Tuvo posesiones para compartir
  Es sabio en finanzas
  Tiene éxito en negocios
  Le dio a Lot la mejor tierra
  Bendijo a los demás
  Tiene fe en la provisión de Dios
  Tuvo sabiduría
  Dio energía y tiempo
  Dio posesiones
  Fue próspero
  Da por la guianza de Dios
  Fue sabio en las decisiones
2. Otros Personajes:
  Dorcas (Hch 9:36-42)
  Cornelio (Hch 10:1-31)
  Epafras (Col 1:7; Col 4:12; Filemón 23)
  Pablo (Ro. 1:1-20; Hch. 9-28)
  Lidia (Hch. 16:14,40)
  Zaqueo (Lc. 19:1-10)
  Salomón (1 R. 1-11; 2 Cr. 1-9)
Áreas de los problemas y precauciones que conducen al mejoramiento de
este don:
La persona con este don no tiene áreas de problemas significativos hasta el punto
de los otros seis dones. Algunas posibles áreas son:
1. Control - puede dar libremente pero con compromiso para controlar una
situación. A veces presionará a los demás para dar, porque piensa que los demás
deben dar tanto como lo que él da. Podría usar dinero para escaparse de hacer
las cosas que ayudan a los demás.
2. Las relaciones de la familia - sus esquemas Imprevisibles el dar, podrían
molestar a los miembros íntimos de su familia. Tiene una tendencia para mimar
sus niños y parientes.
3. No talentos o dones - porque cree que sabe hacer muchos trabajos pero no
hace nada bien. Piensa que no tiene un don o talentos. Necesita desarrollar un
sentido fuerte del llamado de Dios y una cercana identidad personal e íntima con
Cristo.
4. No puede decir "no" - como una persona con el don de servir, puede llegar
a ser demasiado involucrado, porque no puede decir "no" a los que necesitan la
ayuda.
DON DE ADMINISTRAR
La palabra en griego literalmente significa pararse delante de los demás. Por lo
tanto, tiene la idea de líder, gobernador, protector, campeón.
Características del don:
1. Organización y desafío - Le gusta los desafíos. Organiza todas las cosas
alrededor de él. Hace listas y escribe notas de las cosas para "hacer". Tiene un
deseo creativo para tomar materia prima y gente y producir una cosa nueva.
Cuando un trabajo es terminado y está bajo control el cederá el liderazgo a otra
persona y tomará un desafío nuevo. No le gusta el trabajo rutinario porque no hay
un desafío a su creatividad.
2. Liderato - Reconoce la importancia de liderato y le gusta estar bajo una
autoridad apropiada. No retará al propósito a la autoridad existente. Usará su don
cuando las personas en la autoridad lo piden. Su don estará sin uso, si los líderes
no reconocen el don de él y no determinan usarlo. Sin embargo, asumirá el
liderato y se encargará si no hay liderato. Se regocija en gobernar a la gente y
encargarse de los trabajos. No trabaja bien en equipo o como socio en liderato.
3. Las metas - Dios le ha dado una capacidad para establecer metas a largo
plazo. Prefiere metas de largo plazo en vez de metas a corto plazo como la
persona con el don de servir. La persona con el don de administración establecerá
metas a corto plazo pero siempre teniendo en la mente la meta a largo plazo.
Pone todo su esfuerzo en lograr la meta. Hasta permitirá que los demás reciban el
mérito con tal de ver que se logre la meta. Mira el éxito como una realización
colectiva. No le gusta las demoras, el papeleo, o distracciones que desvía a la
gente de la meta. Prefiere ver que los proyectos se cumplan pronto.
4. Visión – Pr. 29:18 Una visión es necesaria para mantener a la gente
enfocada y moviéndose en una dirección específica. Esta persona tiene una
habilidad para ver la visión de Dios para un grupo. Puede inspirar a los demás
para ver y comprender esa visión. Tiene una capacidad de visualizar como la
gente pueden trabajar juntos para cumplir una meta común. Sabe como acomodar
a la gente en un trabajo o tarea que se necesita hacer. Es como poner o armar un
rompecabezas. Sabe quien es la mejor persona para hacer un trabajo. Tiene una
gran sabiduría para saber cuando los métodos necesitan cambios para mantener
a la gente moviéndose hacia la meta.
5. Crítica y entusiasmo - Su entusiasmo le permite a soportar la crítica. Todos
los líderes son criticados, pero él sabe manejar la situación y no permite que la
crítica lo detenga con lograr su meta. Rom 12:8 dice que debe hacer su trabajo
con entusiasmo y resuelto.
6. Le gusta trabajar con la gente  - Como la persona con el don de exhortación,
le gusta la gente. Sin embargo, su motivación no es con los fines de
animar.  Constantemente está aprendiendo como trabajar con la gente más
eficazmente.
Beneficios de este don:
1. Este don promueve la facilidad de acción y operación en el cuerpo de Cristo
(Tito 3:14)
2. Ayuda en el cuerpo de Cristo a definir y cumplir metas dando apoyo de
liderazgo y dirección.
3. Este don cumple las necesidades organizadas del cuerpo de Cristo.
4. Él es “los hombros” que carga el gobierno del cuerpo de Cristo.
Manifestaciones de este don:
1. Esta persona tiene la capacidad para ver las metas a largo plazo.
2. Puede evaluar con éxito los talentos y los esfuerzos de los demás, así
poder ponerlos en talentos disponibles para hacer los trabajos que necesitan
hacer.
3. Coordina las actividades de los demás para cumplir eficazmente las metas.
Personajes con este don en la biblia:
1. José (Gn. 37-41)
Características observables:
  Una persona con visión
  Las capacidades de liderazgo reveladas por Dios
  Quiere rápidamente un conclusión de su sueño
  Los demás le critican
  Trabajó bajo autoridad
  Asumió las responsabilidades
  Las capacidades de administrar reconocidas
  Le gusta supervisar
  Establece metas a largo plazo
  Le gusta un desafío
  Tiene una motivación para organizar
  Acepta autoridad
  Tiene una perspectiva amplia
  Un líder capaz
2. Otros Personajes:
  Nehemías (Nh. 1-7)
  Débora (Jueces 4-5)
  David (1 S. 16-31; 2 S.; 1 R. 1-2; 1Cr. 10:13 - 29:30)
  Annas (Lc. 3:2; Jn. 18:13-24; Hch. 4:5-6)
  Santiago, el hermano de Jesucristo (Mt. 13:55; Mr. 6:3; Hch. 12:17, 15:13, 21:18; 2
Co. 15:7; Gal 1:19 2:9)
  Jairo (Mt. 9:18; Mr. 5:22-43; Lc. 8:41-45)

Áreas de los problemas y precauciones que conducen al mejoramiento de


este don:
1. Manipulación - puede llegar a ofenderse si los demás en la autoridad no
comparten su misma visión o meta. A veces puede manipular a la gente para
cumplir sus mismas metas. Cuando hace eso, llega a ser sin consideración y le
dolerá a otras personas. Puede presionar demasiado a la gente y a veces puede
ser demasiado agresivo. Necesita ganar la cooperación y el respecto de los
demás. Necesita que otras compartan su visión y su meta.
2. Pereza - algunas veces los demás miran esta persona como perezoso.
Porque usualmente no hace ningún trabajo. Solamente lo dirige. A veces necesita
trabajar a lado de sus trabajadores para contrarrestar esta percepción.
3. Desatender la familia - tiene una tendencia a presionarse demasiado duro y
obsesionarse con lo que hace. Por lo tanto puede tener una tendencia a
desatender a las responsabilidades de su familia.
4. Fracasar para llevar hasta el fin  - una vez que un proyecto está en curso, y
la gente está trabajando con él, debe continuar en el proyecto hasta que cumpla
con la meta. Los trabajadores necesitan ver el entusiasmo de él para mantenerse
en el trabajo. De otra manera, los trabajadores pensarán que la falta de interés de
él significa que el proyecto ya no es importante, y pararan de trabajar.