Está en la página 1de 5

MINERAGRAFÍA GLG 3207

UNIDAD 5
DEPÓSITOS HIDROTERMALES

5.1. INTRODUCCIÓN
Los depósitos hidrotermales son aquellos en los que el agua caliente con
carga mineral (soluciones hidrotermales) sirve como agente de transporte,
concentración y deposición o mejor precipitación. Son los depósitos
minerales más numerosos. En el caso particular boliviano constituyen el 85%
de todos los depósitos hasta ahora descubiertos y explotados.

Las soluciones se forman por la acción de agua profunda circulante


calentada por los magmas o aguas directamente procedentes del
magma (aguas juveniles). Otras fuentes de calor pueden ser la energía
liberada por desintegración radiactiva o por fallamiento de la corteza
terrestre.

Los depósitos minerales pueden precipitarse a partir de soluciones


asociadas o no a procesos ígneos. Estas aguas pueden precipitar sus
minerales disueltos en fracturas o aberturas en la roca, rellenando las
cavidades o pueden remplazar las mismas rocas formando depósitos de
reemplazamiento. Ambos procesos pueden ocurrir simultáneamente: el
rellenado de las cavidades de una abertura y el reemplazamiento de los
minerales de las paredes de la abertura.

Las condiciones necesarias para la formación de un yacimiento


hidrotermal incluyen:

 Presencia de agua caliente capaz de disolver y transportar los


minerales
 Presencia de aberturas interconectadas en la roca que permitan el
flujo de las soluciones
 Disponibilidad de sitios para los depósitos
 Reacciones químicas que den como resultado precipitaciones

Los cambios de temperatura y presión afectan la solubilidad. La


disminución de temperatura y presión disminuyen la solubilidad
ocasionando la precipitación de los minerales. Aunque los depósitos
hidrotermales pueden formarse en cualquier tipo de roca hospedante, la

1
MINERAGRAFÍA GLG 3207

precipitación es favorecida por ciertos tipos de roca. Por ejemplo el


yacimiento de San José en Oruro Bolivia ocurre en rocas de composición
general dacítica, mientras que el depósito de Huanuni muestra un
marcado control litológico entre areniscas y pizarras, fuertemente
silicificadas, sin conexión aparente con una actividad ígnea. Esto equivale
a decir que el control llamado litológico es una respuesta al
comportamiento geoquímico de la roca hospedante que puede cambiar
la solución. (pH y Eh, especialmente). El estudiante debe revisar la situación
geológica en el yacimiento de Bolívar a objeto de esclarecer la relación
genética entre la roca hospedante y la mineralización.

5.2. ORIGEN DE LAS SOLUCIONES


Los depósitos hidrotermales nunca se forman a partir de agua pura, debido
a que el agua pura es un disolvente débil para la mayoría de los minerales.
En realidad los depósitos se forman a partir de salmueras calientes. Las
salmueras, especialmente las de cloruros de sodio y calcio, son solventes
muy efectivos para la mayoría de los sulfuros y los óxidos (minerales) y son
capaces inclusive de disolver y transportar metales nativos o nobles como
el oro y la plata.

El agua de una solución hidrotermal puede venir de varias fuentes. Puede


ser liberada por la cristalización del magma. Puede ser expulsada de una
masa de roca sometida a procesos de metamorfismo, o puede originarse
en la superficie terrestre como agua de lluvia o agua de mar, infiltrada a
grandes profundidades a través de fracturas y poros en las rocas, donde se
calienta y reacciona con las rocas anfitrionas o adyacentes y
transformarse en soluciones hidrotermales. Las aguas atrapadas en los
poros de las rocas durante su formación, al movilizarse por actividades
tectónicas, pueden convertirse en fluidos hidrotermales. Los elementos
traza, especialmente los calcófilos, no pueden formar sus propios minerales
en los procesos tempranos de la cristalización magmática debido a su
baja concentración. Adicionalmente sus radios iónicos y valencias o
cargas eléctricas diferentes no les permiten sustituir a elementos mayores
en los silicatos.

Durante una fusión parcial el agua que facilita la fusión se libera cuando el
magma ya se ha cristalizado. Esta agua transporta constituyentes solubles
tales como el NaCl, así como elementos tales como Au, Ag, Cu, Pb, Zn, Sn,

2
MINERAGRAFÍA GLG 3207

Sb, Hg, Mo y otros que no ingresan fácilmente en los cristales de minerales


comunes (formadores de roca esencialmente) por sustitución iónica.

El agua meteórica y el agua de mar pueden también formar soluciones


hidrotermales si se calientan lo suficiente y se genera un sistema de
convección. La fuente de este calor son las intrusiones magmáticas, de tal
manera que el magma es un ingrediente clave en la generación de
depósitos hidrotermales. De esta manera los depósitos hidrotermales están
asociados con los bordes de las placas convergentes y divergentes. En el
caso específico de la provincia geoquímica del altiplano boliviano, los
depósitos hidrotermales tienen una directa relación con la subducción de
la placa de Nazca por debajo de la placa Sudamericana, generando
fusiones parciales de la roca y por consiguiente, condiciones para la
formación ulterior de soluciones residuales, esencialmente hidrotermales
que concentran elementos traza esencialmente calcófilos.

Independientemente del origen y de la composición inicial del agua la


composición final de todas las soluciones hidrotermales es similar debido a
las reacciones entre las soluciones y las rocas que atraviesan.

5.3. COMPOSICIÓN DE LAS SOLUCIONES


El ingrediente principal de las soluciones hidrotermales es el agua. Sin
embargo, el agua pura no puede disolver metales, las soluciones
hidrotermales son siempre salmueras que contienen sales disueltas tales
como NaCl, KCl, CaSO4 y CaCl2 El rango de salinidad varía desde el agua
de mar (3,5%en peso) hasta diez veces la salinidad del agua de mar. Tales
salmueras son capaces de disolver pequeñas cantidades de elementos
tales como el Au, Ag, Cu, Pb, y Zn. Las altas temperaturas incrementan la
efectividad de las salmueras para disolver metales.

Las soluciones hidrotermales son salmueras de cloruros de sodio-calcio con


algo de sales de magnesio y potasio, y cantidades más pequeñas de
muchos otros elementos químicos. La concentración de las soluciones varía
en un rango desde porcentajes muy bajos hasta 50% en peso de sólidos
disueltos. Las soluciones hidrotermales que actualmente existen se pueden
estudiar en los afloramientos de aguas termales, relativamente comunes en
el altiplano boliviano, en reservorios de salmueras subsuperciciales como
las del Imperial Valley en California o en el Mar Caspio.

3
MINERAGRAFÍA GLG 3207

Sin embargo las soluciones hidrotermales que ya han cumplido su ciclo


geológico se las puede estudiar en las inclusiones fluidas, que son residuos
de las soluciones originales atrapadas bajo la forma de burbujas en los
cristales de ciertos minerales como en los cristales de casiterita del depósito
de Huanuni en Oruro, Bolivia.

5.4. CAUSAS DE LA PRECIPITACIÓN


Debido a que las soluciones hidrotermales se forman como resultado de
muchos procesos, son comunes dentro de la corteza terrestre. Sin
embargo, los depósitos hidrotermales no son comunes ni grandes en
comparación con otros cuerpos geológicos. A partir de esto es aparente
que la mayoría de las soluciones eventualmente se mezclan con el resto
de la hidrosfera y dejan muy pocas huellas o rastros de su presencia. Las
soluciones que sí forman depósitos hidrotermales, lo hacen debido a que
algunos procesos permiten precipitar su carga disuelta en espacios
restringidos o pequeños volúmenes de roca porosa. Por eso se discute más
adelante los depósitos hidrotermales en el contexto de su ubicación.

Las salmueras calientes pueden contener una cantidad mayor de metales


en solución que las salmueras frías. A medida que la solución hidrotermal se
mueve hacia arriba, la salmuera se enfría y los elementos químicos en
solución se precipitan como minerales. Para generar una mineralización
suficiente para formar depósitos y eventualmente yacimientos minerales,
este proceso debe ser continuo durante un período largo de tiempo, de tal
manera que se requiere una celda de convección para mantener una
precipitación constante.

Si el movimiento hacia arriba es lento, la precipitación de los minerales se


dispersaría en un área grande y podría no ser suficiente para concentrarse
y formar un depósito mineral. El enfriamiento repentino ocasionado por un
rápido movimiento del fluido hacia los poros de capas tales como el tefra
volcánico o hacia fracturas abiertas tales como las venas y las rocas
brechadas, conduce a un rápido enfriamiento y a una rápida
precipitación de minerales sobre una limitada región.

La ebullición, la caída rápida de la presión, la reacción con las rocas


Anfitrionas y la mezcla con agua de mar pueden causar también una
rápida precipitación y una concentración de depósitos minerales

4
MINERAGRAFÍA GLG 3207

5.5. TIPOS DE DEPÓSITOS


Los depósitos hidrotermales se forman en rangos de temperatura de 500 a
50 grados centígrados, Los modos de formación son de reemplazamiento o
de relleno de cavidades. Lindgren dividió esta clase de depósitos en tres
clases: Hipotermales, mesotermales y epitermales, en función de la
temperatura de formación de minerales en cada subclase.

MINERALES T°C MEDIA 200-300 T°C BAJA 50-200


TERMOMETROS T°C
ALTA 300-600
HIPOTERMAL MESOTERMAL EPITERMAL
Magnetita Calcopirita Antimonita
Molibdenita Arsenopirita Rejalgar
Pirrotina Galena Cinabrio
Casiterita Esfalerita Argentita
Calcopirita (masiva) Tetraedrita Marcasita
Bornita Siderita
Seleniuros y teluros
MINERALES GANGA
Turmalina Carbonatos Calcedonia
Topacio Baritina Opalo
Micas