Está en la página 1de 100
EL ANTIMPERIALISMO ¥ EL APRA Ete Ubzo es fundamental para conocer ¥ entender Joa problemas dl Contienta, Ea fe acorn ol dero- ‘ero mis firme para devenmaratar los problemas pele comodiles de Indoamésie, ye, adens, el primer gran Neo orginico de Haya de ie ‘Tare,puleado por el ‘mismo con oriinales contdos or el propio autor La storia amitia de este Novo ests expsta ‘por Haya de a Torre eno prog de eu bro. Anduyo ‘deunlado' oto, a causa dens persecusiones que sf of eaforzado fundador del Apri, cuya vida © alla fn inminente peligro. en lon pesos momentos en que Tinea este bro I movimiento antinperilista nunca ha. sido € ‘udiad con mayor elardad y hondura queen este wx Jumen, Los prinipios programstios del Apea jamais fasron expsestoe tan claramente. reate @ las toorias socialeconimicas del Mundo, el Aprismo es la primesa ian teorls que a ingresado ya entre elas, como Jo de- ‘nuestra profusion deibos quel discuten en Burosa, Norte, Centro ¥ Suéamérza, la fizracion de Is alae ‘ya eApremis> como teorfa suténoma en varios dic donaros de ideas politica impreosen pais europea, 8 umn bro por 20, sundamentat para el Continent. y conattaye Ts mek fexposcin del pensamiento aprieta de Hava de’ Torre, fuya aceién y resonanela fon mudiimente recomoci= a, , EL ANTIMPERIALISMO Y EL APRA, COLECCION CONTEMP v. R. HAYA DE LA TORRE El Antimperialismo y el Apra RuINTAD Ww CHILE EDICIONES ERCILLA SANTIAGO DE. CHILE, Prenaus de ln Editorial Ercila uae Este es el primer libro orgénieo de Haya de ia Torre ‘aparece, a lo largo de su azarosa vida de escritor ieblogo » po- Uiiea. Los otros Tetinen fragmentos de su ferumide pensamiieni. Este es un libro enter, armbnico, esiructurade unttoriamente ‘escrito en estilo polémico Rete mac ose eae cone eee a same dine fir cee Monee Reoeea meee emai i ae aaak te a a ta Reape cetera te te Se publica ahora, después de que los originales, han corrida tremendos albwres y han sido rerisades y actualizados por «t ‘ropio Haya de la Torre, en plena lucha, en e! Peri ES wn (bro ‘Ge 1928 para 1936 Aqui se plantean las crscrepancias del Apra frente @ los ‘comuenistas y u lucha contra ls fascistas. Es una obra de aliento Sclual. Yella serird para abreciar los conocimientos.tebricos > préctico, realmente excepeionales de Haya de la Torre, que ‘bistenta cada afirmacién suya con citas mity copiosas. , La, 2% Sa ¥ 4a. ediciones, ‘Linia, Santiago. Cuzco, i911 eficién, Santiago de Cuba, 1834. Los documentos comprobatorios deta direcex’n communes. det ‘Abra>, Tres cartas de Haya de la Torre, Edicion oficial Gel gobierno peruano contra el Apra. Lima, 1952. ‘Manifesto 2 la Nacion>, Panam’, 19,2 (agotado) {EI Plan de Aprismos, Guayaquil, 1932 (agotedo) Cimpresiones de la Inglaterra Imperialisia y de to Rusia So ‘tions, Buenos Aires, 1932. *Gonstruyends et Aprismos, Buenos Aires, 1933 (agotado), SEI Proceso. de Haya de ta Torres, publicado por e! Comité Aprista de Desterrados de Ecuador, Guayaquil, 1983 eInsirucioa secreta. de Haya deta Torres. Santiago de Chile, ) Ealtorial Ercilla, La y 22 ti Santiago, 1935. “Bi Anietiatome y o Aprn, ioral Excila, Satign ‘on, Por PuBLicar SE! Pantdo det Puchi ta fade deta ose oi ee “Apne eorla 9 wdticas, (aueva edicion ampli igo? : Dedicado a los trabajadores mantuales ‘e intelecuales. dr Indoamérica, de mayo de 1928: H, de a Ty México, MENCION FRATERNAL Caron Manuel Coz, oe eards por trees iste original: de re Alberto Sénchez, que supervigilé su imbrasion on Sontag de Caros EieoTdidpuse 9 Corlos Masto, que de autos desde etsy bern auioes, dade esti, Intron la ‘gilancia de la tiranta y enviaron @ ee Son” de seewidad. Tas copies de le Bro. Incanuass (wert), Diciemire de 1985. H de aT. NOTA PRELIMINAR fe publica. Creo necesatio explicar los motives de mi tardanza en ‘proyectando 16 V. 2. Haya de la Pore El Antimperialismo y el Apra 17 Vimiento rival. Los 6rganos de prensa del comunismo stl iste Buenos Ales habtan dado Ya la vor Ge aler- {a El Abra, cegin ellos era un «pelo» para las endebles gas part fo mismos partidos Ge ta TIT Internacional en sneer ‘Continente Como se erica al Apra devorbitada y simplistamente y as cennarag con freetencia de violenta pee labreria tropa, Tow apristasperunnos’ exe en Mexico funcmon it revista . Lo ‘tesa de ser un nuevo Fascio'y de defender fos intereses del imperialimo ritanico, 5 Siempre be preterido hacer a diseutir, Advertiré de paso ‘que consideso, inseparable — especialmente en politica, tal Sermo deers pte tos Hombres deste igo el Valor conceptivo de io voea organisa; pues piehso ‘gue sblo organizando se hace, vale deri se crea ¥ conttruve perdurablemente. Pero ia loiuleyeria erilla, 1a poltiqueria Intigante y-anisquica, hervidero de exofsmos subalternos, hha legado una miserable experiencia de confusionismo a ues: trop uses tan peo educadon en lt comprensin y pctica Ge la discipina civiizadora.-¥ las nquerdas que ex lo que hoy interena se han iniéetado mucho de. todos los vicios ppolticos de las liarauias y, partidos viejo, Por eo, han fecado hasia el paroxiamo en 1A mania dieatidora, repiticn= ‘do muchas veces el cuento aquel de los eonejos de i fabul, Fi Apra, nueva ideologia y nuevo movimiento, no debla eact fn el tifoteo biliowo y detonante que ha caractrizado a las serene ciputes de, auras faecionesveterange del x quierdisno, pero era imperativo plantear masa fondo <8 Bunton de ita prea posi y acti, Conta poe poster ele libros para ‘eat fs arguments de Mi. ia —alzando euznto feta posible el plano polémico —, para responder fo eritcos de exicema aged exe ex recha que ya merudeahan, y para exponer anclitieamente lag ideas centrale de mi doetting. De abril a mayo de 1998, cast ‘nl tiempo exaeto que tuve para mocanografarlae yo mismo Ia habitacion de tn hotel de la ciudad de México, queda ron lists las pécinas que hoy forman este volumen, ‘No pudimos publicarlo de inmediato por falta de medios ‘conbimicos, Los editores hacfan propuestas usnrarias y quie- Anuimperiaione 2 a8 FR. Haya de la Torre El Antimperialismo el Apra 19 neg formibamos ¢l grupo de zprstas desterrados en Mérico fstibamos empefiados en reunir dinero sin democa a fin de Impafee uestra propaganda y rafizar el plan de snronimar- p08 a Nicaragua para ponenos de Sandino, ‘Mientras buscabamos mejores arregios editoriales, se aoereé a fecha de mi salida para Yucatin y Centro América; de donde habfa sido invitado por agru io estudiantes ¥ breros, Entretanto, el flleto de Mella no hallé mayor eco. ‘Se'vendi6 apenas y mereci6 solamente los consabidos comen- ‘tarios elogiovos de la prensa comunista, Entonces resolv se fui mi camino Pacis ef Sur y aprovechar las horas de descan- £0 que me dejara el viaje para ampliar estos capitulos. Pero esas horas no llegaron nunca. La historia accientada de equel eregrnare inolvideble por el istmo centronmericeno ha sido Fela ya (1 Min pltes para fre Nearazoa ee frasraron despues Guatemala, Salvador y ie, faa sutoridades vandals det CanalZone hieeron virar ol t smén de mis amhelos. A fines de 1928 volvi a Europa, depor- A'pocp de mi Uegada a Alemania, supe la nose de! co- Nala, vet de in frente de Macho, lone abandon ta Hen de publica i ecto en Mése> Y's cntrerué tengemente 9 reconer materia ¥ prepara iia nueva cra ms varta ¥ Gocumentads cobre lor probe zm inoamerieayos ye) Apso. En la Pretsischen Stax Rebiblotigr table con empefo acomulando. aioe y re Glactano el exquema de lo primeros cotter de! aver Ube. Hider que mn buen dia de goatee 1090 tos drow de ere colts A Fock bs de costly co dl ren oe ese Ferd: golps Ge curt! eds eel men 7 Tingle aac, lox Partido a accién, los primeros pasos det Part ‘Aprista Peruano, que yo seguia ansiosamente desde el exilio, ‘ajeron todo ti interés dese entonces."Protido de te- rear Per pr el nuevo gobierno sevolucionarior de Lima, So pade repatlarme hasta tan ao te tare. Interramendo 1p fares de competae mi tro vine al campo imo de la > ‘dnt Cuntroafon de joradasrevokcfonen ts contra rai ‘Torre cA Gnd oa Indaandica?, Bai, Beil, Lv y d= eticta), - ‘sqdiontas de sangroy argu peisién, perecuciones v excl de fa muerte sin dejar nunca la labor ch el Partido Tee shan es elapa intensa y emocionantc Gomo results ave despics de siete aflos el lito exzrito en Meo no tat perdido a interes antes bien se actuals, pbicarlo. Me. ban. ectinuiado a elo lox na ergs ecto: frtvos de or oii, comrvao 1 e- ones 9 st mi 4e Partido Carlos Manus! Cox Son aguale kctone gare ‘me tm pedidorevisar estos enpitlon mye os ban reenvieco 3 Galo ial fi. Seo eh rope oes ie sav ce ‘masoota de prea para reponder 2 fx xques ds Nels © ‘Hts fies beigerantene inactualex de! sepunco capt, {oe hn io euronents ranted, n or esi Co! fueron concebidas y recta, en el ambient ya dest, ‘van estas paginas a poder dela Briel Breil cx Seviccay SiyaLereelente labor eultral'e: innecesari eacomat, ones ¥ Fleeacan biblopaen due tarpataten Pant cjones 9 reetecas biooancs Gee erate Pee males. Alas elas mamerorac bores a 8 VR. Haya de ta Lorre 2° ants dcr a oa, ro us marinara ok puntos de vista del Apis, gue eorsero ences para una buena inteligencia de su ideologia. Tomo de base eas ato plrtalos Ge introioec, algunas de ls Bites Gnunciadas en in artenlo que ecibt én 53D para Tevist “Afenm de Concepcion, Chile cuyo texto forma "ipltlo eental de milbee en los pueblos itaperializados to cons- dee en ot ers fra ot oo fac se umentos mores de produce yuna eps hea donate os cau Serhan deme ce e oy stars dle Ge tender, penientemente cerca ct Bcd a toda competence por iv tunica el : ‘Asts como af industraizrse los pafses de econactin wea iver una primera etapa Ge desnvotviments lente 6 lanteado -n Indoamérica, yn problema te esontimicn, es social y es po- pues, ‘seacial que slendo inane ana e ea aes sesh emia ye ea ele a ete ele eee Ee 24 VR. Haya de la Lorre aaa a 0S. ee Tas rca cia a ee," a See ee Se eee ars oe Estado y transforma desde luego los medios de produccién en propiedad de ést2> (1). Pero la-existencia de ese projetarieco ota ai putamen: carn eg a on historiea, supone un periodo mas o menos largo de prom el cee een era Bee iets capac et amen et one ek eas Sather wine te abn Tech a aie Ghee pee ele ae ase eee Bees ween: Gent's ace eae eras Sse eee oneness fee rade ee coin ae Selo Cae ane ceees ee ees Srp cuca ise alte pans sears ots ar eres occas Bl cara ee eee tere en eae een ieete vor ee tae, ou git Wan S'S pt ea teeta geet eae aoe SS ee e una nueva clase> porque «el proletariado, aun enteramente ion ean eee como un estado de la Nacién oprimida y sufrida, incapaz de ester arpa ee ene ae orm aeica bt Ee cri ci nota ne eee ee een no completo desarolo instil de Rusia al tiempo, de Se ra ates Sus Sau aee Saas poe ote HATS Sela pk Pa Ces 7a gr De tg ee Sy eo es Sa te as ‘El Antimperialismo y el Apra 25 vasw y_ poderoso conslomerado nacional, Su intervencién cen la politica exterior se habia producido «con el poder macizo gs arate 10 iow, Sando is palabras earn de jel f). Su (3). Su excepcional situacion geogrifiea — que, abrazaa dos continentes y- que foarea el mas vasto, uno de los mls ricos y si el més invul= herable territonio del mundo —, ha sido y'es el mejor esce- ‘ano de su singular proceso histérico Miao a pesar de 9 ca- ‘oria de sran nacién curopea, de conta eon ‘un millon dos Centos mil Obreros industrales y con mas de veinticineo mil lusinas y fabricas en 1917 (4) no ha conseguido abolir el six tema ciptaisia en Europ nj dentro del ple uismo. Por ‘e80 quizh, el socialismo ruso deba considerarse «més como una ‘cuestion ‘ie fe que como una cuestiOn de hecho>. Rusia sera socialista; no lo es todavia, Su sistema actual consiste en na supercentralizada y tipica forma de capitalismo de Estado— ‘trust gigante, io, nico —. que ha de perdurar hasta usa completa industrializacién de ‘aguel pais se cumple. Hi imperaliemo — que en Rusia. asumla caracterfsticas co ‘pecialisimas de mero desplazamiento del mismo tipo de in ustriamanufacturera —, ha sido abatido: y he ahi su indiscutible victoria, Pero desde el punto de vista de Jas relaciones internacionales econ6micas y politicas, el estado Gaye Leones toe te Rar de Hse Urner, Te ay Ma inad BE Revita "State Ceara parte Cs Ket Mary, Seer Dipmatie Hisory of ihe Bigheenth Cons ‘Baul by "eqn Mary Aveling. Swan’ Scancaschein & 1 taedon Cap Vp 3) ar Op at Cap, Fe 76, (3 Maurice Paenorse eos Zanes durante 1 Gran Goes ‘Tends alg Ba Oa, Saag de Chile, Tomo f'n eS Ep 26 VR. Haya de la Torre svi tala nt gr ono ng a se hale ie arto pr ee ‘proctama suprimir. Rusia ara poder constraf el ver~ oe ea eee ee me pee tats ae eet SE a ree da ee ae eae es a tage diese eaitcine @e vin piases ators Beton: ae aaa re eee, Males ee ae cane eee SSS a EL cee eas Boe ee eo a ee fe eae coerce aie oie mie Bs ces ta Sea oN ee. ee ee Cee ers ese ea Se oa eo paged ice gpl a Spree abi a ees es eee Set Fee a pha oe we fems opresor? O cagunrdaremos que en nuestro, pueblos fe fetes ee seer tae eee eee ee eee aa rane SD cea ree age oa et ee ee Cee eee ere we eee Grae arr meagan ae Bee Bere marca a en la idilica y paterna’ de! nuevo régimen. Y si lo segundo, SARS La? Ge a 3 me eee eng eean eae mores ale ea oes Oe ee ae wren poe ast SN ets eee clase pro~ eee Haus Ab eorectern tol trates moter ere resultan pinceen Jejanas, E) Aprismo aes ace me eee rea vive atin fas primeras ¢tapas del industriaismo que debe EL Antimperialismo y el -Apra 2. Contumuat necesar-ainente su proceso: st no tenemos alin de- finitivamente formada la clase proletaria que fa un nuevo orden social y si debemos libertamos de a dominaciéa subyugante del imperialism, zpor qué no construir en nuestra ‘propia realided. tai cual ella -es, as bases de una nueva or ‘ganizci6p econéimica y politica que eumpla ‘a tarea educt- Gora y constructiva de industridlismo, ‘iberada de sus ai explotacién humana y de sujecién macio- ‘nal? Quienes se colocan en los puntos extremos de a. alter- aauiva politica, contempordnes ~ comunismo ®‘aseismo—, olvidan ia dialéctica marxista y consideram imposible un ez smuno de sfntesis, Y olvidan algo no menos mportante’ cue ‘tanto e! comunismo como el fasciemo som fendmenos especi- ficamente europeos, ideologias y movimnientos determinaccs por. una realidad social cuyo grado de evolucion econdmnica Bet may eos de a nuestra, Ya Engels eeribia en su , porque «La economia politica es, Jundamenta mente, una Gene hsiorea "(ene hietornchs Wissenschaft); si materia es historica, fate ‘Tera el Eeego © ingatera no slo exten stems: Jes diferencias en las formas de_produceion y cambio. Liay amis: hay dos meridianos de civilizacion y tn extenso conti- enle que oltece, entre esos dos puntos extremos, diversos jog. que corresponden leyes particulates (YBa OP ct, I Abchnit, Ponce Ockonomie. 1 Gerard 28 VR. Haya de la Torre serie de «tases de la produccion y del cambio que hace utépico ‘todo intento de aplicacion de las mismas leyes economica: ¥ vase ent on sal mundo Reconor gu a rl ccién de Espacio y para apreciar esas fases 0 gracios ‘92 evoluc ones, e= imperativa Y ado: tir que endo las "eae Tidades diverse, diverso- han de ser . En el trascurso de Jos Gltimos siete aflos, desde que este Jibeo fue eserito, la presién del imperialismo,—vanaui o britant 5, no ha deerecido en Indoamériea. La crisis capitalista ini fad 4 fines de 1929 la ha agudizado mae bien Nuestras n= Cinientes cconomias semicoloniales han resistido buena par- Te de tno de los mas tensos y peligrosos perfodos de desaui= Giamiento de las finanzas imperialistas. “Hasta nosotro: se than provectado fendmenos ‘nsblitos como el de! paro forzos0. Pero esta crisis letérica— para usar la certera y avizora calliacién de! viejo Four er, nos deja, carae encefianzas ‘onfirmator as de las tesis aprictas: el eardcter dual de nies- tra economia que el imper‘alismo escinde en dos ntensidaces, os ritmos dos modos de prociuccién — ta nacional retracada Ya imperialista acelerada— y la ‘undamenta’ d'ferencia ne muestra "primera etapa capita slay mportada po el jmperia! smo y que comienzan a controntar Tos paises de mis avanzada economia. Porque vivimor esa oe lanta la primera vor en = fe sentido, en 1028, invosando la unién ‘de la juventd ac ttebajadores manus e inteleetuales para tnt accion evo Jucionarta contra el imperialism. (Véate la revista «Cérco hav, primera semana de febrero de 1924), En el aio de 1934 Ja Primera" Liga Antimoerialista Panamericana fot fund TI Antimperialismo y el Apra 36 y na en Bus- da en Mésign, y en 1025, fa Uaién Latinoamericana en nes ga Antimporalita ul el primer paso con: 20% hacia I fguaacon el Frente Unico de obreros, cat Gudianis”procamado pores, Universes Stade in 0. S. Az’ La Unién Latinoam: Pine de Buenos Aires Tae fundada como el Frente Ueico eos inicectusies antimpmnalicias Pero Is Lea, Antim- pecan aperaiing, Ye Union, Latio- edeana se to a fines de acto intelectual, Cusrdo & ‘ince de 1904 se enunea el programa del A. P. R.A, pre senta ya um plan revolucionarig, de acciém politica y de la- ‘Simignto 2 fodas las fuergas Gieperses a uniee en Trente Unco. LA LUCHA DE GLASHS Y EL DMPERIALISMO YANQUI EN [AMERICA LATINA eee oe = Sa nd x waa ee a oy et ee ae esata ry tua daves tienen en sun manos al giao using patees a cambjo. de un. poltica de concesione, Moe cameras 1s propo: eauallos pot ‘guess race nogocian © patticipan con él imperialism. i ean read de ela alanaa de CS a guns mtu So mistsm so pkce © ie pat ce grandes empresa, musts SikSe bsjaoras, que tenen que produir para os amos son brutalmente ekpotadas. El progresivo sometimiento evondmico de nes 6 tros pases al imperalismo deviene sometimiento polticn, pérdida de la soberana nacional, invasiones ‘armadas de los cau, et. Panama, Nicaragua Cuba, Sesto Domne ols ee" 0 rit oon verdaderas eolonias 0 protectorados yanquls eo: so conseuencia dela «politica de ‘penetaciny dampers EA LUGHA INTERNACIONAL CONTRA EL IMPERIALISMO YANOUT EN AMERICA LATIN? vomo el problema es comin a todos los paises latino- aapericanos, en os que las class sobernantes son lindas del imperialismo y explotan unidos "a nuestras clases traba- jadoras, no se trata, pues, de una aisieda cuestion nacional, clases gobernantes, que coopera en todas los lanes iiperst listas de los Est Unidos, (1) agita los pequefios naciona- lismos, maatiene dividdos 0 aejaioe a macs pues seas de os vena a ponbiided de le unig poica de Aoe rieg_ Latin, que forma un vasto pas de ocho millones do Ills cuadradas y, ms © menon noventa nallones de ive antes Pero las clases gobernanies curplen uy. Wit Too Planes divisonistas del imperaimo y agian : Pera contra Chile, Brasil contra: Argentina, Colombia ¥ Wetador contra el Peri, eicttera” Cada yer due Petes Unidos intervene como _ 88 TR. Haya de la Torre ‘Bl Antimperialismo y el Apra : ” 38 22127 de juno de 1925, pubic las siguientes cir de inver~ ‘Bata mtroauccion, ue capstales en américa Latina crece sions nofteamerianas che! mando sn cit los enoeea dia a dia. De junio, a fe han invertido masde £0 Pate ‘millones de dolates sobrela suma arriba copiada, Los recientes ‘aie Conflites entre México y los Estados Unidos det Norte nos Los Batados Unidos tienen invertidos en: Gemuestran que México to ha podido, a pesar de sus esfuer~ ig jos, nacionalizar su petzOleo hasta hoy ¥ que pees sobre él oe ete ge $ 1,000.000.000 in Smangra de “und fnyaion mlilar Yang que tratarie de Faropa, > 2.000,000.000 Cefender los intereses de la poderosa Oil ‘Australia. > 2.500.0001000 (5 capital petzolero yangui en Mexico es de pesos 614.84 “América istina., 2 > ion.000.000 ay {La Bamicnda Platt de la Constitucién de Cuba y ios casos = Pana Nicaraua, Santo Domingo, Honduras, Holt 1, Ds 112 a 1228 te ofenen capitate nos priichan que la soberania nacional se pierde en América bur esnro santentes na ine zanqu puede epreare Latina proporcionalmente al aumento de las inversiones del is Se 2 ‘capitalismo yangui en nuestros paises. La nacionalizacién de wre 20 1.400 oe e 8 g 8 7 ig 2 ie 0s aed 1 & $9106 ecnse L5H 000,900 i 8 Haas 23:78 00.000 15.405 a of 2 oe 5 rupontatow 0 108 B08 UNIDOS DE LA AMERICA LATINA INDOANERICA Bo 4 ida Dire <8 : 2 BOUL aes 2.17 000.00 ed Isa tes. TERRE. nase 5 (Commarce Year Book + 125) ‘Toa de loversonee de Estadon por a de Estados Unidos de Norte Améren no ‘Ae 1605, Exporacién dels Exact Unidos aia Ameria Latin, 1 5.200.000 $ s.224.000 30:09 00 fmooriacin de oa Eston Unis de ln América tina. Bee 8 1.007.009 «hela de lo 8a Conlereoei Comercia! Panamericana. 197, pt 100, 40 VR. Haya de la Torre Ja tierra y de la industria y la organizacién de nuestra eco- ‘nomfa sobre las bases de la produccion es nuestra ‘iniea alternativa, Del otro lado esté el camino del coloniaje politico y de la brutal esclavitud econdmica. 1A UNION POLITICA DE AMERICA LATINA PRESUPONE LA TINTERNACIONALIZACION DEL CANAL DE. PANAMA 1 Canal de Panam on poder de Jos Estas Unidos de [Norte es uno de los tie eraves pelizros para la eoberanta de Annéica Latina. Bl programa internacional del A..F Az ‘prosiama francamente la cinternacionalizacion de Panama> Sma obeivo pale continental doctor ‘Albert Uo, ola de dpe iteracona dee Universidad Mavor dé Ean Maren de Lima, Pert excbe apovado cnet ei de Panama debe ser internacionalizado. No es. posi- Sie" permiir a ios fstados Unidos ef tcc! de gobkerno fSupremo de Panama. (Carus abierta del Presidente de Ta Feeracion de Estudiantes de Panams, junio de 1926). La internacionalizacin de Panama, como aspiracion de los pue- blo latinoamericanos, ha sido uno de los puntos politicos del promama de! AP R.A. de mayor trascendencia. ‘CONCLUSION EB] A.P. R.A. representa, conseciéntemente, una orga: nizacién politica en lucha contra el imperialismo'y en Icha contra las clases gobernantes latinosmericanas, que son auxi= liaree y cOmplices de aquél, El_A.P. R.A. es ol Partido Revolucionario Antimperiaista Latinoamericano que or ganiza el Gran Frente Unico de trabajadores manuales e in teloctuales de América Latina, union de los obreros, ci sinos, indigenas, eteétera, con los estudiantes, intelect de vanguardlia, maestros de escuela, etcétera, para deiender Ja soberania de nuestros paises, El A.P.R. A. es un movie mento auténomo latinoamericano, sin ninguna intervencién © influencia extranjera, Fs e] resultado de un -esponténeo, anhelo de nuestros pueblos para defender unidos eu libertad, venciendo a los enemigos de dentro y a los de fuera. Tas Ei Antimperialiemo y el Apra aL lag ak aay an a Sint ao pt sprig ene Se Re So, Peete eee ee are Pan nS en ear eae‘ ple Seng A i Aad ot lp Bist ot peloos os Cleo oo Cail lee RE Latin pn Wants ie eAPITULOM EL APRA COMO PARTIDO RL APRA COMO PARTIDO EI artieulo que forma el capitulo anterior ft escrito originalmente,en inglés para la revista de doctring poitica , come se die claramente en el artieulo, “Esta declaracion significaba, sin lugar a dudas, {que la nueva organizacion no estaba sometida ni baa some: ‘ree munca a la Tercera, a la Segunda o a cualquier otra is. ‘emacional poltia eon sede en Europa; y definia as su fso- Fs is TR. Haya de ta Porve noma. de movimiento nacionalista y antimperi'sta indo- “gu poo de Rr. prin del to eo peo de 025 y tallintome en Oxord ec ue mits ear Tx de Lozowsky, el presidente de 1a Internacional, Sindica Roja o Profatem quien me contunicaba que después de ha ber ledod! articulo de «Phe Labour Monhiy> teaducido arieo ez ama fa de Matas Bena a mero Zanismo». Lorowsky, con quien habla conversado sobre los problemas sociales yecconémicos americanos durante mi Vie tsa Rusia em verano ce 12, no oon en au cars jecion alguna a Ja declaracion expresa del Apra para cons {Gine ca'Puti n'a scarce? autbooma cenuncialo en las Ieas que copie arriba, Se concret6 a exp ‘arme que disentia'de nuestro plan de incorporar aos inte= lectuates de ainbay Américas en! movimiento especalmen tea los portearencanoy, soctenlendo ae os, alados an Iperialiias que los pueblos indoamericanos deberian tener fen fos Estados Unidos, no debian ser los intelectual ur- Fis, @ Patteto-burguces, sino Tow obrrox La carta, de by ers, pen, bastante vaga y Tepelia. ls. conoeidas faves bechas' de la" ortodoxia marxista," Conviene advert z ue Lozowaky me esrb en ingles, engua que vecien coman~ ba bajo la direosign de una profesora norteamecana, quien sifvig de intermediaria durante toda esta correspondens ‘2, ‘Respond @ Lozowsty extensamente Je. rariiqug. ak unos puntos va, enunciados durante mesa charla en Mos Gis tat caracterisicas muy ectllares de América, social, fcondmica y poltcamente; eu completa diferencia de la reat Hidad europea; la necesidad de enfocar 10> problemas aine- Fanos gpa Joy indo incaicaoy en total exiensién y compleldad. "Le teteré mi conviccin si tera de que no es posible dar desde Europ recetas mages para la solucin de tales problemas, expresindole que. ash Enmo adimiraba el conocimlento que fos drizentes de la nue- ‘a Rusia Henen de la realidad de-eu pats anotaba eu palma ia de informacion clentifica atcrea de la realidad ‘Le advertia ademds que es opiniones, ya ‘nitiins personalmente en charlas con Linatchariy, Prinze, row otro dirente rus, me. determinaon, ccofena serena muy muiose Visita sl eran pas de los So- * nn El Antimperialismo y el Apra a in no igo a Patido Comaniat, por ie dio sr i HT Interac a Gu ha delet ag ftpdnd aur oes sobre a Parteapacon Tito, expand sus Objecongs so Jos tnllectates en la hicha antimpertalisa y Te expuse mis ra Vista sobre la mision de fas clases median y cobre de los obreros norteamericanos en 1a lucha xinllmpertlist, stones que trataré-en fos ttimos eapt- ‘los de este libra. Planteé Losowsey algunos puntos #0: ie eb conflict de Jos impetiaismos 3) sus proyenciones en Iniucha iberatriz,antimperalista de tos pueblos indoame- Hcanos. Por ete lado — cue aludia al Japon ¢ interesaba ‘nis a Locowaky se des fa polemica epistolar, que ces6 ut buen dia. Alguna’ de aquellas carts, cielo impresa durant 1 Conigese, Mangia dei Internacional Soda Roja de 0 ‘abr de 1027 fg en fy versiones ofa alcadas in llas conta. que D I ea lmentando cs n moa yen ls a fistam,sludio con generoidad mi capacidad para enfoca: {os problemas de América y a ii sinceridad politica, Apare- cen, asimismo, as palabras, de Lozowsky deelarando sw opo- ‘Sion a que fa cireulacion de esa carta en el Congreso diera liar a exaltaciones personles por parte de cirtos comunis- igs criollos.Bnionses, el delegado. peruano, Portocarrero, hizo de mi una enérgica defensa. (Version inglesa x espavcle dd Gone ‘india dela Tniemacional Sindica Roja 2 jose, 1927), “Todas eoias roerencias cuyos detalles han sido impres- cindibles, demuestran que después de Ia carta de Lozowsley —“portadora de una franca enhocabuena por la findacion dal Apa, fa opinign amid. Entiendo” yo due conven ‘ies Ge que muestra declaracién proclamanda al Apra eo Yale doce, ‘cllminacién de una sucesn de etapas eapitalistas se caracteriza por la emigracion o exportation cde capities ¥- lg eonquista de mercatos y de zonas productoras de mste= as primas hacia paises de economia incipiente. Pero en. lo- ‘doamétiea lo que es en sla altima etapa del capita jismor resulta la primera, ‘Para muestros pueblos el capital lara impor, planta le etapa fica! de su ead capitalista mocerna. Nose repite en -Indoamn ‘paso, la historia econdmica'y social de Europa. {os Ta primera forma del capitalismo moderne ee la del capil Sec eat camaemoga beet coe 8 esta. general caracte™ Heat Gon el capital inmigrado se isda en nustaos pus) oo agricolg-mineros a era capitalista. Yes Inglaterra, ~~ donde ef capitalismo define mAs pronto su fisonomia contemporse ‘eg Ja ‘acon que inida la exportacin de capitals, cor laede otros paises, les inversiones britani= Gas han actuado como plonerot en el descubrimiente aper= {tura-de nuevos campos de desarrollo» dice C. K. Hobson (1 fe ha Des, en ntestros pafses la evolucién ‘que se observa en las argues tance 0 alemanes fr fofaleidas come clases exomémicay en tn largo periods , capturan por fin el poder politico y fo arre- foun ‘més 0 menos violentamente a las clases representati- “ea lei, En Indoumiia no bemos vendo ain ‘tiempo de crear una burguesia nacional autGnoma y podero=a, igufllentemente fuerte para desplazar alas clases” wpuleadi ‘as,—prolongacion, del feudalismo colonial Independencia Son camo las aio avenicss de musra9 ,s@ les injerta desde su origen el imperia- ‘Ba todos nuestros palses antes de que ‘apatezea més 0 menos definitivamente una burguesia nacio- K, Hoboon 1 London, as ‘Phe Bapert of Gopite, Constable. London, 1914, OEE Ba ¥. R. Haya de la Torre a «nal, se presenta el capitalismo inmigrante, el imperialismo (1 algunos puttion indbametianes ov fel diana unos putblos indeamercanoy es ie dengue 8 pe dns fn el capital nacional del capital extcnjero j aut reas de separacion originaria. Emmpeto, si buscamos én todos ellos los comienzos dsl fenémeno capitalist, encontrarenos casi siempre al capit shape (2) 0 al yanqui, en oposicién 0 an, allana entre ms ecuntemente en opin en torno de uno ¥ otro, formas embrionaias'© ped intentos de un verdadero capital nacional Nussras clases gobernantes yet Sstado. st instruc menio politico de dominio, en hus formas clementales 0 Telativamente avanzadas de organizacion, expresan,Helmente esta. modalidad indoamericana del eapitaliamo que coexists fn la gran mayorta de nuestros pales con el poder un int Vieto del Tatitendio, (4) Catios Pereyra, en su Misra dele Amica Expl, Tomo VII, alt; Madrid, 190% curibe lo sigujentes«Desputs delay ewer poles 3 inslaterta inci un movindents de expansion eteiica may vgurcay {tan et ewido a apace ne no ie ue Sac eerea de, SRUODOO, nominate, cia entonces de onsite SaigeriGe Ries it Canmore aad way fai rere as ene Lee fe ital ee cea, et a ater eter ae gee ‘uuvo-en 1885 ef mismo pals El interes isctuaba entre el 5'y of Be, piee qtr neva a ee eg ea ee ryny Chapman, Goldschmidt. ob. it, pee. 278, ee 2) interés del capitalismo y det comerio ines en lon mercaden Jndoamericangs fut ay grand, como et seo, ¥ ls casa de Indep: ‘Seal favo cl mds franco apoyo en gates Ua historadar anata Sloe comercantes ingles hablan celdrada reunions x varan hae Ses. Ro ted vem dt ain dpi bers eno Drameato de coals en igs mevos Eitador- Carce Ar Videnucta Es tara marc, Ex Santa Atanen, Parte Olena, WHE Nota de fn t's, Recordemos que slo en 4 se decd Dorlas armas el runt {orale in Revouciin'en Ayacucho itos 0 protestas cada ver que el soldado ex tranjeto, autorizado 0 no por los poderes del Kstado inter venido e impotente, vila su soberanfa de acuerdo con la clase ‘0 con una fraccion de la clase dominante. Si examinamos la historia del imperiatismo latinoamerieano, por ejemplo en el buen fibro de Freeman y Nearing, «The Dollar Diplomacy» 1), se verd que siempre que Tos soldacios yanquis han invadido. nuestro suelo, io han hecho en apoyo de un tratado, cde un convenio o de una invitaci6n formal de los representantes del Estado invadido, Cuando esos representantes, por cualquie= circunstancia, jian sido hostiles a las medidas sdoptadas por el invasor, han sido automiticamente relevados del contralor los negocios pilblicos, reemplazandolos con elementos mas bailey No es neseario repeir — puss todos Tos indoame- Ficanos lo sabemos bien —, que las dos terceras partes de Ia fuerza del poder imperialists en nuestros paises radiea en el dominio que él ejerce, directa o indirectamente, sobre. 1o3 del Estado como instrumento politico de domina- a lucha contra ol imperilismo en Indoamérica no 3 sctmene un fact de rg reatenn de algae deo Iités 0 de protestas en papsles rojos. La lucha es, ante toto, Una lucha. polftico-cconémica. EI instrumento de domina cidn imperialista en nuostros paises es el Estado, mas o menos ‘co'nido como aparato politico; es el Poder. Parafrascando al fundador ds la Terra Intracional nosotros fos ante ialistas indoamericanos debemos sostener que. la cueslon fuamental de la lucha antinpersalisia en Inoomtrica es la “Et Liga Antimperaista Pa de tas Améti ia sta Panamericana o de ‘as Améri- eas, come oeanismo de ‘simple rextencitopropagena a. ‘timperialista es un ofganismo de limitada efleacia, Debemor, fen primer término, serebatar el poder de nuestros {imperialismo'y para eso necesitamos in partido LigasAntimperiaistas por sncompletas, estan q sg expen fh aciertos del instinto "popular! que” cast hhan_desaparesido. : eet Nearing and Joep Freeman Tie Deion Dibtmacy, Hach! ple ine Nee Ne VCE eta ettne pe habeas face Mesio 7 M. Agia, db Madd: ‘Ba Vik, Haya de ta Lorre 1a respuesta a nuestras criticas sobre el las Ligas no se da en plblico por razones ~ se creto a voces —, pero se sintetiza asf: lac Ligas no tienen ac- «in patten pore la tene et Partido. Comumia. vio ASE gle Ia segunda objecion: el Apea como Par- tio esta demas, fa existen log Partidos Comunistas, ‘que lenaran las Rnalidades politicas del Apra, ‘También es ffcil rebatir este argumento que han soste- nido especialmente los comunistas oficiales sgentinog, los is ortodoxDs en su tacion de todos los que, ya ob- jetando 9 ya cayendo y levantando en el foo de is injrias, Tecibido al Apra con ademanes hostles.Respondemos: E Partido Comunicta es, ante todo, un partido de clare, Partido 0 tino de los Partidos ~ no dlvidemos a fos soci: Moar des ca proleaia. Y of Partito Cominiia ie. s de fer un partido de clase, exclusivo, euyo origen ha sido Adterminado por las condiciones econtnsiss de Europa, my diversas de las nutstras, es um partido nico, mundial— no una federacion de Partidos—, cuyo gobierno supremo y tenérgico se ejere absoluta y centralzadamente desde Mocct, {Tos paises de Indoamérica no son pafses indutriales ‘La economia de estos pueblos es te agraria 0 aere colaminera. Examinense las estadfsticas. El proletariaco esti en minorla, en completa minoria; constituyendo ‘una clase naciente. “Son las masas campesiias las que predomic fan, dando tna fsonomta feudal o ¢asi feudal anuestras cov Teetividades nacionales. Un partido de clase proletaria nis) mente, ¢ un partido sin posbilidades de lt polio, en} es picbios "No olvidemos Ia experiencia Motor.” Ba rds 0 cuatro de nuestros paises donde ce han formadat Patidos comunistas, encontramos casos parscidos al de ja) Argentina, donde Ia'seccion de la IIT Internacional, una dey lias més antiguas, que ee ha dividido en dos fraccionts incon ciliables, cuya lucha es tenaz y enconada: el comunismo <0 Sil, Vo gamnisny bres Hay mas, el comune ar ‘gentino se ha dividido antes de hater alcanzado una sola te ‘Dresentacion en el Pariamento de Buenos Aires en tanios in Je mayoria de nuestros pales Ia poe importancia dP Comunisia no neseta exmgrnte prt Pot Sue es mina in Chile 7 Uruguay el Barco Comunta 1 Antinperialieno y el Apra os a loado iar eeprssitaites al Coneres, aungue la si tuacion de esas republiens, especialmente la de Chile nos revela hasta ahora el fracaso de fa influencia de la UIT Inter= nacional, La raain es economica. Solo en los paises donde Ja industria predomina relativamente, es posible desea alguna débil manitestacion de las posbilidades del eominis- ino, No en los demas. pueblos mds definidamente aeration ‘por az6n "también economia. Even los palsea aarios donde Ja joven y reducida clase projetatia necesita aliados para tomar posicones. «La alan: 22.00n los campesinos es suiienten, stolen deci algunos op- ‘imistas repiticndo ia salmodia leninista europea; pero, in referirnos ala experiencia historiea in feana,, por ob- ‘Via, recordemos que, pesar de su poder numérico, los cam. ppesinos en nuestros: ‘también nepesitan aliados. Otros iados. ademis de Ia clase obrera. “Y entonces, [0rz0s0 3 ‘abandonar la idea de un Partido de clace, exclusivamente comunista, para reconocer Ia necesidad de un diferente tipo de partide politico revolucionario y_ antimperialista que no rartido de clase, sino de Frente Unico. ‘Antes de seguir adelante, 9s en otro punto de vista referente a la falta de prosreso del Partido comue nista en Indoamérica, Lo primero que el observador atento descubre al estudiar la realidad politica rusa es la extraord- naria capacidad de los lideres su sblida preparacién y sok vvencia intelectual y el conocimiento cientificd del gran pro- blema de su pais. El contraste con los lideres gs oe ‘ba, en un capitilo memorable de sus polemicas con Gorkiy ‘oohemia revolucionarias (1). Al corbatn y sombrero ds anchas alas, del anarquismo intelectual