Está en la página 1de 2

1.

Proceso de ultrasonido para monstruo de Gila

El ultrasonido es empleado en estas especies al igual que en otras para el


diagnóstico de gestación. En el caso del monstruo de Gila al ser una especie
ovípara se utiliza para detectar la presencia de huevos después del apareamiento
entre el macho y la hembra. El procedimiento se realizar de manera similar a los
mamíferos colocando el gel en el abdomen de la hembra en posición de decúbito
dorsal y colocando el transductor sobre el abdomen para observar en la pantalla
las imágenes. Las hembras de monstruo de Gila pueden depositar de 3 a 6
huevos aproximadamente 45 días posteriores a la copulación.

2. Proceso de manejo y captura de la serpiente de cascabel (observe con


detenimiento el gancho herpetológico utilizado y los tubos de acrílico
para la captura)

Para el proceso de manejo y captura de esta especie es utilizado en primer lugar


el gancho herpetológico para transportar a la serpiente de la zona en la que se
ubica hacia un contenedor con de profundidad considerable. Posteriormente es
utilizado el gancho para sujetar de igual manera a la serpiente y colocarla en un
contenedor con menor profundidad, todo esto se realiza tomando en cuenta que
se debe tener cierta distancia de la cabeza de la serpiente. Los tubos de acrílico
son empleados para la captura de las serpientes, se utilizan dos tubos, uno en
cada mano y se busca la manera de dirigir la cabeza y medio cuerpo de la
serpiente hacia uno de los tubos, una vez que ya fue introducida se sujeta por el
borde del tubo para evitar que por descuido la serpiente regrese la cabeza y salga.
En seguida por el extremo libre del tubo en el que se encuentra se introduce otro
con menor grosor y se retira el más ancho, esto para reducir la posibilidad de que
la serpiente logre deslizarse del y exponer la cabeza causando accidentes.

3. Describa el proceso de obtención de muestras de semen de la


serpiente de cascabel macho. 

Inicialmente se debe tranquilizar al macho, posteriormente se debe voltear la


cola hacia dorsal y buscar en la parte ventral cerca de la cola los tapones de
semen que los machos hacen y que indican que se encuentra estimulado. Se
retiran dichos tapones y se lava utilizando una micropipeta el área de los
hemipenes, Se introduce la punta de la pipeta y se realiza el lavado, si el
macho cede ante el paso de la pipeta indica que se está estimulando de
manera correcta. Se continúa estimulando y con un portaobjetos se toma
muestra del semen y se visualiza en el momento para verificar la presencia de
espermatozoides y saber el momento preciso del eyaculado.