Está en la página 1de 2

Dicho esto podemos definir como acto de comercio, a algo perteneciente al ámbito legal que hace

referencia a la adquisición que se realiza, a través de la concreción de un pago, de un producto o


de los derechos sobre él, con el objetivo de obtener un lucro posterior. Esta ganancia puede surgir
del mismo estado que tenía el producto al momento de la compra o de alguna transformación que
modificó su valor.

El uso jurídico del concepto de acto de comercio se aplica sobre las cosas muebles, es decir, las
que pueden movilizarse sin que su estructura cambie; su contrapartida, las inmuebles, son
edificios o terrenos.

El acto de comercio, en definitiva, es el acto jurídico que distingue entre casos que entran en la
órbita del derecho mercantil y aquellos propios de la rama civil Existen, de todas formas, actos
mixtos (con un doble carácter)

La regulación de los actos de comercio depende de las normativas vigentes en cada país. Estas
normas se encargan de establecer el alcance, la capacidad y la competencia de dichos actos, según
los procedimientos que le correspondan.

Diferentes actos comerciales

Se pueden establecer muchas clasificaciones dentro de las actividades comerciales, las mismas se
realizan en base a diversos criterios, los cuales pueden ser:

* Público o privado: si se tiene en cuenta a las personas que intervienen en el acto. Si se realiza
habiendo un control directo del Estado será público; de lo contrario, será privado, lo cual no
significa que el Estado no vele por los derechos de cada una de las partes, sino que no tiene
intereses en dicha operación.

* Fluvial, terrestre, marino o aéreo: de acuerdo al medio que el comerciante utiliza para
transportar el producto y el tipo de comunicación que existe entre las partes;

* Al por mayor o menor: dependiendo del volumen del producto. Por ejemplo: el comerciante que
tiene un negocio de venta de alimentos compra en grandes cantidades a un proveedor (al por
mayor) y luego vende en pequeñas cantidades a los particulares (al por menor);

* Al contado o a crédito: si se tiene en cuenta la forma de pago con la que se realiza el


intercambio. Si el que compra paga con dinero o cheque se dice que paga al contado (el pago se
realiza al instante) y si lo hace con tarjeta de crédito o pagaré será a crédito (se realizará el pago al
finalizar el mes);

* Lícito o ilícito: de acuerdo con grado de observancia de las leyes vigentes de comercio. Si no se
respetan, se dice que es ilícito y si lo hacen, será un acto comercial lícito;
* De importación o exportación: con respecto al lugar de procedencia del producto, sea del
territorio nacional o del extranjero;

* Libre o monopólico: si se tiene en cuenta qué cantidad de ofertantes existen en el mercado. Si


existe un sólo proveedor, entonces estaremos frente a un acto de monopolio; si existen muchos
comerciantes ofreciendo un mismo producto y compitiendo en el mercado, se dice que es un acto
comercial libre.

Es importante que los participantes en un acto comercial tengan total capacidad para ejercer
dicho comercio; la misma puede conocerse si se tiene en cuenta la ley y la observancia de la
misma en el intercambio. Además, de acuerdo al rubro en el que se esté comercializando deberán
tenerse en cuenta exigencias características de dicho sector.

También podría gustarte