Está en la página 1de 3

República Bolivariana de Venezuela

Ministerio del Poder Popular para la Educación Universitaria,


Ciencia y Tecnología
Universidad Nacional Experimental de los Llanos Centrales Rómulo
Gallegos
Área de Ciencias Económicas y Sociales
Programa de Comunicación Social
Periodísmo Científico
Semestre VII - Sección 1

Científico
Venezolano

Profesora: Integrante.
Casilda Romero Noralis Aquino. C.I 27.326.290
San Juan de los morros, diciembre, 2019
Humberto Fernández Morán , un zuliano extraordinario

El venezolano de Diamante

Quien diría que la joya mas valiosa del mundo sería capaz de curarte la vida.
Si, así como suena, el diamante es el implemento fundamental de uno de los
más grandes inventos de la historia, el "Bisturí de diamante" creado por uno de
las mentes más brillantes y destacada del mundo, Humberto Fernández Morán
es el hombre del zuliano de pura cepa e hijo de la tierra de las minas, capaz de
convertir el diamante en un salvavidas.

Está gran invención fue creada en 1953, es un escalpelo de hojas de diamante


experto en realizar cortes ultrafinos de materiales biológicos y metálicos, que
permiten observar estructuras subcelulares capaz hasta de cortar un cabello
humano en 10 mil partes iguales de forma vertical. El diamante utilizado en la
cuchilla es de tipo laminado y solo se consigue en minas venezolanas.

Su sed por la verdad científica lo llevo a revolucionar la microscopía


electrónica llevando el uso de la criofijación y técnicas de preparación de bajas
temperaturas usando helio II para aplicarla al estudio de la ultra estructura de
tejidos. Sus conocimientos lo llevaron tan lejos que en 1970 fue contratado por
la Nasa para trabajar en el proyecto Apollo siendo analistas Físico-Químico en
el campo de las rocas lunares y también fue encargado científico de EE.UU ante
la Organización de las Naciones Unidas (ONU).

El genio Marabino observó la luz por primera vez un lunes 18 de febrero de


1924, donde el sol de la bella ciudad del Zulia vio nacer a éste maravilloso
venezolano, que puso su corazón y alma en dejar el nombre de Venezuela en lo
más alto. Humberto Avelino Fernández Morán fue proveniente de una destacada
familia de trabajadores zulianos, esté saladillero conoció y compartió con el
laureado Albert Einsten, dominó más de 15 idiomas y se negó a recibir el
premio Nobel por no querer renunciar a su nacionalidad venezolana, donde
decide conservala hasta el día de su muerte. "Soy y seré venezolano , y zuliano
además", esas palabras se convirtieron en una de las frases que siempre repetía
en vida.

Murió en Estocolmo (Suecia) el 17 de marzo de 1999, sus cenizas reposan al


lado de la tumba de su padre en el Cementerio "El cuadrado" de Maracaibo.
Hoy día es una de la figuras más respetada y homenajeada en Venezuela, su
legado permanece vigente en todos los hospitales y clínicas del mundo, siendo
el bisturí de diamante el invento más utilizado a nivel mundial.

También podría gustarte