Está en la página 1de 1

Paciencia

Ser paciente es tomarse las cosas con


calma. Esto te permite soportar una situación
sin desesperarte, sin alterarte. Como aguardar
media hora en la cola del supermercado sin
rabiar. También te permite hacer cosas que
requieren mucho trabajo. Como organizar
un viaje en familia.

¿La paciencia altera el tiempo?

El del reloj, no. El de nuestra mente, sí.


Y es que el deseo de que algo ocurra «¡ya!»
no provoca que los minutos se reduzcan.
Todo lo contrario. La impaciencia estiiira
cada segundo, poniéndonos de malhumor,
acercándonos a una discusión. Pero cuando
nos tomamos las cosas con calma, eso que
deseábamos llega antes de que nos demos
cuenta.

Ejercitar la paciencia es una manera de


cultivar el afán de mejora.

64 65