Está en la página 1de 6

¡Un ritmo único en el mundo!

El Merengue Venezolano es el ritmo que nos distingue a los venezolanos

como músicos en el exterior. Este ritmo está escrito con compases de a 5


corcheas y resulta muy difícil de tocar para una persona no nacida en
Venezuela.

La “música cañonera”, género musical nacido en Caracas a principios siglo


XX y que incluye ritmos como el “merengue venezolano”, “el vals”, “el
joropo” y el “pasodoble caraqueño”, ha sido ignorado por la mayoría de los
musicólogos e investigadores de la tradición musical en Venezuela.

Por el hecho de yo llevar 35 años al frente de una de las pocas agrupaciones


que se dedican a este género y la única que lo hace de manera exclusiva (Los
Cañoneros), he acumulado mucha información y he sido beneficiario de
muchos conocimientos, que debido a que yo no domino las técnicas de la
investigación y no conozco la metodología de la musicología, no he podido
organizar y sistematizar.

Sin embargo, cada vez que puedo hago pública la información que conozco,
con la esperanza de que alguien que sí conozca la metodología que se utiliza
en la historia y en la investigación científica, se decida a darle forma a todo
ese conocimiento y algún día salga la “Historia de la Música Cañonera”

Vals Venezolano

Este género tiene su origen en el Vals Europeo, traído por los españoles
durante su colonización y adaptado e interpretado, conforme al paso del
tiempo, a las maneras venezolanas, por lo tanto sus cualidades folclóricas se
vienen a dar luego de la independencia. Por lo tanto puede decirse que tuvo
sus inicios en el siglo XVIII, sin embargo su auge como baile de salón popular
se acentuó a mitad del siglo XIX.
Con un compás de 3/4 y su característica Sincopa Criolla (una blanca seguida
de una negra). El uso del piano en el vals era sobre todo protagónico en los
llamados "vals de salón", donde se desarrollaba un vals de 2 partes, estructura
que sirvió de inspiración para guitarristas, como Antonio Lauro y sus famosos
valses adaptados a la guitarra.
El vals de tradición oral, o vals popular, utiliza para su ejecución los
instrumentos típicos de cada región venezolana, siendo cultivado mayormente
en los Andes y en la región centro-occidental de Venezuela. En la región
andina, el violín y la bandola son instrumentos solistas, acompañados de la
guitarra, triple y cuatro. En Lara se ejecuta con violín, mandolina, cuatro y
guitarra.2
La melodía, generalmente en ocho compases, es entrecortada e insinuante,
rompiendo de forma atrevida con la métrica europea y jugando con los
silencios y compases de forma graciosa y saltarina. Esta influencia del valse
llega a los serenateros y compositores románticos, quienes divulgaron
ampliamente el vals-canción. En los Andes venezolanos se crea el pasillo,
forma de valse andino, con alargada presencia en las regiones colombianas
contiguas.
La estructura musical característica de los valses populares consta de tres
partes. Aún cuando muchos músicos firman sus composiciones con sus
nombres, la mayoría han dejado sus creaciones en el anonimato.
En la tradición popular se pueden encontrar el vals en muchos bailes y
manifestaciones folklóricas, como el joropo y el tamunangue, entre otros.

Grandes Exponentes
Felipe Larrazábal
Teresa Carreño
Ramón Delgado Palacios
Federico Villena
Angel Landaeta
Escuela Nacionalista (renacer guitarrístico):
Raúl Borges
Antonio Lauro
Jose Rafael Cisneros
Manuel Enrique Pérez Díaz
Rodrigo Riera
Alirio Díaz
Freddy Reyna

El
joropo
Joropo por Danzas Ensueños Venezolanos
Foto Kris Mora

El joropo es una forma tradicional de música y baile que identifica plenamente


al venezolano. Antiguamente “joropo” se refería a una fiesta y con el pasar del
tiempo se identifica más bien como una forma de música y baile.

El Joropo es actualmente un símbolo emblema de identidad nacional. Sus


orígenes se remontan a mediados de 1700 cuando el campesino venezolano
prefirió utilizar el término “joropo” en vez de “fandango” para referirse a
fiestas y reuniones sociales y familiares. Fandango es un término de origen
español, el cual identifica unos de los cantos y bailes más populares dentro del
flamenco. El joropo parece haber tomado del fandango el sentido de la fiesta ó
baile... abandonando el galanteo amoroso propio del fandango y adopta el
asido de manos y los giros del vals... Así se conserva hasta ahora.

El joropo es caracterizado por ser tan mestizado como nosotros mismos, así
encontramos que lo rítmico de la melodía, el acompañamiento de arpa y
cuatro, y en la versificación literaria observamos la presencia europea. En la
melodía independiente identificamos la presencia del negro y en la estampa de
las maracas identificamos la huella indígena.

El joropo no solo es un estilo musical, también es baile y danza, y representa


además una fiesta popular, es un baile alegre que divierte y reúne a sus
participantes, en cada zona geográfica toma su propia esencia, y desarrolla
diferentes paso y figuras en el baile, existiendo sin embargo figuras básicas
que los identifican.

Las principales figuras del joropo son el valsiao, el escobillao y el zapatiao. El


primero se da en el inicio del baile, en el vals las parejas se abrazan
suavemente recorriendo el espacio de baile en tres tiempos propios del vals,
dan vueltas rápidas en giros espirales. El siguiente, el escobillao, es una figura
donde los bailarines colocados de frente mueven los pies a manera de cortos
avances y retrocesos como si estuvieran cepillando el suelo. El tercero, el
zapatiao, es una figura varonil y se realiza por la pareja sin soltar el abrazo ó
sueltas completamente como es propio en los llanos, en esa figura el hombre
hace sonar sus pisadas del fuego mientras la mujer se limita a escobillar.

En el país identificamos, el joropo llanero, central y oriental. Igualmente en la


región de Guayana, centro-occidental y de los andes se encuentra en cada una
un tipo de joropo con características especificas que identifican la región.

El Joropo Llanero se caracteriza por tocarse con arpa de cuerdas de nylon,


cuatro y maracas, sin embargo en muchas ocasiones se sustituye el arpa por la
bandola llanera.

El Joropo Central se toca con arpas de cuerdas de metal, maracas y buche


(voz), el cuatro como instrumento acompañante desaparece lo que da origen a
una sonoridad mas melodiosa pero menos rítmica.

En el Joropo Oriental se adicionan otros instrumentos como la guitarra y el


bandolín, el cuatro y algunas veces el acordeón y algunas veces la cuereta que
es un tipo de acordeón pequeño de origen europeo. El joropo oriental se
denomina también golpe.

Cualquiera que sea la modalidad el Joropo es nuestra música y baile


tradicional más representativo, orgullo de nuestra patria y producto de
nuestras vivencias y mestizaje.

También podría gustarte