Está en la página 1de 1

24 LATERCERA Martes 11 de febrero de 2014

Opinión
De la competencia a la Gestión de la salud pública
convergencia
en la construcción y administración bién mejor gestión. Luego, una for-
Marco Enríquez-Ominami Rodrigo de hospitales y consultorios pueden ma de enfrentar este desafío es fle-
significar nuevas e innovadoras for- xibilizar las normas que rigen a los
Presidente Fundación Progresa Castro mas de controlar costos y mejorar la hospitales autogestionados. Estos
calidad de los servicios, como tam- establecimientos se deberían orga-
Karen Hermosilla Economista
bién generar un ahorro fiscal neto. nizar con un estatuto similar al de
La experiencia internacional ha ido empresas públicas con autonomía
Encargada iniciativa AC Fundación Progresa
mucho más lejos que el modelo chi- de gestión, con un régimen laboral

H E
leno (construcción y operación de moderno, y disponer de consejos
AY GRANDES tensiones entre el N UNA entrevista reciente, servicios anexos al propiamente sa- directivos responsables de la direc-
poder constituido por la fuerza la ministra de Salud del nitario). En efecto, la experiencia de ción de estas nuevas instituciones.
indecente de la dictadura y una próximo gobierno descartó países como Australia, Inglaterra, Estos hospitales deberían vender
ciudadanía que, obligada a enten- continuar con el modelo de Brasil, Suecia, entre otros, es elo- sus servicios a precios negociados
der como gran valor al capital, lo concesiones hospitalarias. Su plan- cuente en lo que se refiere a las op- libremente a isapres y particulares
ha naturalizado haciendo uso de teamiento se basa en que no hay ciones disponibles para mejorar la hasta una cierta proporción de su
su modus operandi: la “compe- evidencia que demuestre que este gestión del sistema público de sa- capacidad, y de esa manera recupe-
tencia”, desleal cuando concentra y monopoliza, y modelo mejore la gestión de la sa- lud. Es importante recordar que rar sus costos.
descarnada cuando nos enfrenta en ámbitos bási- lud pública. este esquema de participación pri- Ahora bien, en la atención primaria
cos como educación, salud y jubilación. Chile está a un paso de alcanzar el vada entrega significativos benefi- se requiere que los municipios com-
Esta incoherente manera de hacer república ya ha desarrollo con un PIB per cápita de cios siempre que el Estado diseñe pitan entre sí y con el sector privado
sido develada. Se abrió una enorme grieta en nuestro US$ 20 mil. Sin embargo, se requie- adecuadamente los contratos de para atraer beneficiarios del sistema
sistema de valores y creencias al entender que la polí- re estar preparados para hacer fren- construcción, operación y gestión, institucional y captar afiliados de los
tica está siendo secuestrada por la economía. te a este desafío, y para ello es clave de forma tal que aseguren el acceso sistemas Fonasa libre elección, isapre
El cambio cultural es evidente. Se han resignificado contar con infraestructura que per- universal, un alto estándar de cali- y particulares. Luego, los municipios
conceptos: justicia social, respeto por las mayorías, mita absorber una demanda cre- dad y un aumento en la eficiencia. podrían participar en la administra-
democracia participativa y convergencia de amplios ciente en diversos sectores. Así, por Con todo, el sector público no sólo ción de los recursos previsionales, co-
sectores, que sumidos en la difuminada figura de “los ejemplo, en el sector salud hoy se necesita más y mejor infraestruc- brando las cotizaciones obligatorias
otros”, aún no logra sentido de integración y empode- dispone de 2,3 camas por cada mil tura y equipamiento, sino que tam- de salud y recibiendo el subsidio fiscal
ramiento frente al sacro espacio de la hegemonía. habitantes, mientras que los están- destinado a financiar todo o parte del
En el escenario poselectoral, las fuerzas que se opo- dares internacionales nos sugieren gasto per cápita en salud. El munici-
nen al statu quo están decantando hacia la conver- cuatro. Luego, descartar de plano Las asociaciones público-privado pio podría participar en la ejecución
gencia. El período de disputas personalistas fue supe- las asociaciones público-privado li- en la construcción y administración de programas estatales y del plan bá-
rado por una fuerza política sin la tentación de com- mita la capacidad del Estado para de hospitales y consultorios pueden sico de salud compitiendo con el sec-
petir y fraccionarse, esperanzada en responder a los cerrar las brechas en infraestructu- significar nuevas e innovadoras tor privado. Asimismo, podría admi-
anhelos de bien común. ra, equipamiento y gestión en el formas de controlar costos y mejorar nistrar los recursos subcontratando
No debemos equivocarnos. Exigir unidad no está en sector salud. la calidad de los servicios. con terceros la prestación de servicios
nuestros planes, pues este cometido ahoga nuevas ideas Las asociaciones público-privado o realizar ambas funciones.
y disidencias que ayudan a conseguir la síntesis. Con-
verger en igualdad de diferencias deja atrás la competi-
tividad como único patrón de progreso y nos abre hacia

Un problema medioambiental
los talentos de las bases, a los liderazgos espontáneos,
que tantos años han quedado invisibilizados por el celo
y los egos de quienes están fosilizados en el poder.
El ideal ya no es el de la Junta Militar y los Chicago Boys
que vieron argumentada su “obra” por Jaime Guzmán,
sino el de un pueblo que responde a la necesidad de una nen acceso a los modernos com- para 1,3 mil millones que siguen
Bjorn bustibles fósiles no contaminantes. careciendo de ésta.
En el Africa subsahariana, el 81% Pero esto, a lo sumo, es una mi-
La Asamblea Constituyente articula el fin de la Lomborg no tiene acceso a poder cocinar sin núscula parte de la solución. Casi
transición. Vinculando a cada habitante con el Centro del contaminantes, y en la zona emer- toda la contaminación del aire in-
poder se logrará llegar a los destinos compartidos Consenso de gente de Asia, más de la mitad –o terior proviene de cocinar y de la
por una verdadera mayoría, la que participa no Copenhague alrededor de dos mil millones– calefacción, para lo cual la capaci-
tampoco. La OMS estima que si dad de los paneles solares resulta

¿
sólo en elecciones cada cuatro años, sino tejiendo
bien la contaminación atmosférica insuficiente.
cada hebra cortada del entramado social. CUAL ES el mayor problema exterior de las ciudades del tercer Durante los últimos 30 años, Chi-
medioambiental del mundo? mundo con un agitado ritmo de na ha sacado a 680 millones de
sociedad con derechos para reconocerse como chilena o Muchas personas bien in- vida podría ser diez veces superior personas de la pobreza y no logra-
chileno. tencionadas apuntan al ca- a la de las ciudades del primer ron emerger debido a los paneles
Los heterogéneos movimientos sociales no entran lentamiento global, pero eso es to- mundo, la contaminación atmosfé- solares, las turbinas eólicas o las
dentro de la orgánica de partidos y gremios, pero talmente incorrecto. Es más bien la rica interior promedio, producto luces led, sino por un espectacular
cuentan con experiencia social y política de la que contaminación atmosférica. Las del uso de leña y estiércol, es cien aumento en el acceso a la energía
curiosamente carecen los “expertos”. Cuentan con estimaciones de la Organización veces mayor. moderna que mayoritariamente es
legitimidad social suficiente para conformar un pro- Mundial de la Salud y otros orga- De manera similar, la electricidad generada en base a carbón.
ceso popular constituyente. Una preciosa oportuni- nismos muestran que mueren en- es escasa. En el área rural del Africa Si queremos ayudar al mundo, lo
dad de generar una escuela cívica diversa, que apren- tre 40 y 200 veces más personas subsahariana, donde viven la ma- primero es lograr un acceso mucho
derá haciendo creativamente para refundar el Estado –más de cinco millones al año– por yoría de los africanos, nueve de mayor a la energía. No sólo a la mi-
de Chile, definiendo su rol frente al mercado y a la la ingrata contaminación atmosfé- cada diez no tienen acceso a este núscula porción de un panel solar,
ciudadanía. rica interior y exterior. recurso. sino a los fiables y conocidos com-
La Asamblea Constituyente articula el fin de la transi- Ambos problemas derivan de la Una vez más, gente bien intencio- bustibles fósiles de bajo costo, que
ción. Vinculando a cada habitante con el poder se lo- utilización de la energía. Pero nada se inclinará por la colocación pueden evitar los millones de
grará llegar a los destinos compartidos por una verda- mientras los países ricos se centran de paneles solares sobre los cober- muertes causadas por el humo y
dera mayoría, la que participa no sólo en el acto ritual en el calentamiento global y utili- tizos por toda Africa y Asia, tanto potenciar la economía para sacar a
del voto cada cuatro años en códice binominal y elitis- zan menos combustibles fósiles, para aliviar el calentamiento global miles de millones de la pobreza.
ta, sino en sus territorios, tejiendo con acción cotidiana gran parte de la contaminación at- como para obtener electricidad Luego, se trata de invertir mucho
cada hebra cortada del entramado social. mosférica proviene de utilizar de- más en la investigación y desarro-
Nuestra voluntad política está logrando dar el pri- masiado poco (2,6 mil millones de llo de energías ecológicas. Sólo la
mer paso: converger para abrirnos hacia espacios su- personas Si queremos ayudar al mundo, innovación llevará el precio de la
bestimados por la soberbia de la versión oficial, en un –una tercera parte del mundo– co- lo primero es lograr un acceso energía ecológica por debajo de los
bloque que avance. Coincidiendo en una visión de so- cinan y se mantienen abrigados mucho mayor a la energía. No combustibles fósiles hasta final-
ciedad y un programa de gobierno, pero respetando quemando ramas y estiércol), lo sólo a la energía solar, sino a los mente permitir que todos disfruten
las singularidades, seremos capaces de integrar hori- cual causa 3,5 millones de muertes fiables y conocidos combustibles de una buena vida sin emitir CO₂.
zontalmente todas las almas que trabajan por parir por contaminación atmosférica in- fósiles de bajo costo. Antes, debemos establecer co-
un nuevo Chile. terior. Su problema es que no tie- rrectamente nuestras prioridades.

También podría gustarte