Está en la página 1de 3

INDICADORES DE DESEMPEÑO

Un indicador de gestión o indicador de desempeño (KPI, por sus siglas en inglés) es una forma de
medir si una organización, unidad, proyecto o persona está logrando sus metas y objetivos
estratégicos.

Las organizaciones utilizan indicadores de gestión en múltiples niveles para evaluar su éxito al
alcanzar las metas. Los indicadores de gestión de alto nivel pueden enfocarse en el desempeño
general de la empresa, mientras que los KPI de bajo nivel pueden enfocarse en los procesos o los
empleados en cada departamento como puede ser: ventas, mercadeo o un centro de soporte al
cliente.

¿Qué es KPI, qué significa y cuál es su traducción?

El término KPI, siglas en inglés, de Key Performance Indicator, cuyo significado en castellano
vendría a ser Indicador Clave de Desempeño o Medidor de Desempeño, hace referencia a una
serie de métricas que se utilizan para sintetizar la información sobre la eficacia y productividad de
las acciones que se lleven a cabo en un negocio con el fin de poder tomar decisiones y determinar
aquellas que han sido más efectivas a la hora de cumplir con los objetivos marcados en un proceso
o proyecto concreto.

Los KPI también son conocidos como indicadores de calidad o indicadores clave de negocio que
pueden ser utilizados y aplicables en cualquier área de negocio y sector productivo, aunque son
utilizados de una forma muy habitual en el marketing online.

“El objetivo último de un KPI es ayudar a tomar mejores decisiones respecto al estado actual de un
proceso, proyecto, estrategia o campaña y de esta forma, poder definir una línea de acción
futura.”
¿Por qué se utilizan los KPI y qué ventajas ofrecen?

Los KPI son utilizados por diversas ventajas:

1. Permiten obtener información valiosa y útil.

2. Medir determinadas variables y resultados a partir de dicha información.

3. Analizar la información y efectos de unas determinadas estrategias (así como las tareas que se
utilizaron para llevar a cabo las mismas).

4. Comparar la información y determinar las estrategias y tareas efectivas.

5. Tomar las decisiones oportunas.

KRA´s (Key Results Areas)

Áreas de resultados clave (KRA)


Las metas y los objetivos se establecen a nivel organizacional, luego "en cascada" a través de la
organización al departamento, e incluso a nivel individual si corresponde.
“ Resultados Áreas clave ” o ARC, también llamadas “áreas clave de rendimiento” (KPA) se refieren
a áreas generales de resultados o productos para los que un papel, o una combinación de
funciones, es responsable. Estas son las áreas dentro de la organización donde un individuo o
grupo es lógicamente responsable de los resultados.

Las áreas típicas de resultados clave CORE para un departamento de TI serían:

Estrategia y planificación de TI
Soluciones comerciales (diseño, desarrollo e implementación)
Prestación de servicios: la gestión de la prestación de servicios a la organización.
Soporte de servicio: el soporte de los usuarios y el entorno de prestación de servicios
Dentro de las áreas de resultados clave CORE, puede haber áreas de resultados clave específicas:

“Innovación”: si uno de los objetivos es crear nuevos productos y servicios


“Enfoque en el cliente”: si uno de los objetivos es mejorar el servicio al cliente.
Los KRA siempre se vinculan con Objetivos y Metas. Así es como "planificamos" y "entregamos" el
logro de las metas.

La identificación de las KRA ayuda al área comercial y a las personas del área comercial a:

Aclarar sus roles


Alinear sus roles con el plan estratégico o de negocios de la organización.
Centrarse en los resultados en lugar de las actividades
Comunicar los propósitos de su función a los demás.
Establecer metas y objetivos individuales y de equipo
Priorizar actividades y mejorar la gestión del tiempo / trabajo
Toma decisiones de valor agregado
Un área típica tiene como objetivo de tres a cinco KRA.

ALINEACIÓN ESTRATÉGICA
El propósito del alineamiento estratégico empresarial es lograr que los colaboradores de los
diferentes niveles jerárquicos, los procesos que se realicen, la estructura organizacional y la
tecnología se mantengan focalizados sistemáticamente en el cumplimiento de la visión, misión,
objetivos y estrategias de la empresa

PROCESO DE PLANEACIÓN
Fases del proceso de planeación
Determinación de Objetivos:
Es la primera actividad que se lleva a cabo, requiere tener claro a dónde se pretende llegar.

Los objetivos, se ven como la expresión de una situación por experimentar o vivir a cierto plazo.

Para establecer los objetivos y metas en la planeación es necesario ser específico y realista,
además tener un plazo de tiempo claro, es buena idea incluir metas intermedias, que permita
estimular el avance mediante logros ya alcanzados, plantear desafíos y lograr el compromiso de
quienes están involucrados en el proyecto.
Procedimientos:
Incluye todas las acciones a seguir y las instrucciones para cada una de ellas.

Se divide en

Planeación táctica, la cual se centra en los recursos para llevar a cabo las estrategias pautadas
previamente.
Planeación operativa: Asigna los recursos a cada objetivo y actividades.
Toma de decisiones:
Todo proceso de planeación amerita la toma de decisiones específicas y generales que nos
conducirán a lograr los objetivos fijados.

Para llevar a cabo un proceso de toma de decisiones adecuado, es necesario comparar las posibles
alternativas y elegir según los beneficios que se veas elegir la decisión más conveniente al
proyecto.

Para finalizar es necesario hacer mención de los conceptos de misión y visión de la empresa, ya
que estos son elementos que impulsan y dinamizan las acciones que se llevan a cabo en la misma,
involucrando el propósito principal y razón de ser de ella. Por otro lado están los valores de la
empresa, que son los principios por los cuales se rige la empresa, que además son necesarios para
el trabajo con ética y la identificación del personal.

8. CONCLUSIONES Y COMPROMISOS