Está en la página 1de 4

- Definición de comercio al detal o al detalle (al por menor)

La venta de mercancías al por menor se remonta a los tiempos primitivos. Los historiadores
aseguran que la moneda se usó por primera vez en el siglo vii a. de J.C., y como su fin principal
era su empleo como medio de Cambio, puede con seguridad deducirse que el comercio al detall
era suficientemente amplio aun entonces para necesitar el uso corriente de monedas como
medida de valor en la compra y venta de mercancías. «Babilonia, Tiro y Sidón, Cartago, Atenas,
Alejandría y Roma, fueron grandes poblaciones en su época y los artículos de primera necesidad
destinados a su mantenimiento hubieron de ser recogidos en grandes extensiones de terreno»
(Paul H. Nystrom, Economics of Retailing. 1930).

El comercio al detall entre los pueblos primitivos, sin embargo, tuvo sus comienzos mucho antes,
pues se realizaba ya cuando fue establecido el intercambio de mercancías de valor igual, o
trueque, sin el uso de dinero. Para facilitar y extender el negocio entre miembros de diferentes
comunidades, ciertos artículos escasos y altamente deseables, fueron más tarde empleados como
medio de cambio o como Dinero. Algunos de esos artículos eran de uso práctico; otros se
empleaban en gran parte como adornos de valor. Así, sirvieron como dinero para fines
comerciales objetos afilados- como puntas de lanza, hojas de hacha o cuchillos; sal gema, cocos
y tela; y también conchas del Africa occidental y canutillos de madreperla o cuentas del
primitivo indio americano.

Después del descubrimiento de América, el comercio al detall se realizó directamente entre los
colonizadores y los indígenas y en un corto plazo se crearon numerosos puestos comerciales para
el intercambio de mercancías.

Con el aumento tanto en la inmigración como en la población nativa, el comercio al detall en


América muy pronto salió de la etapa de puestos comerciales, y en seguida aparecieron los
almacenes al detall en los centros más populosos. Esos almacenes se establecieron primero en
comunidades rurales, debido a que la América primitiva era en gran parte un país agrícola. En
esos almacenes generales rurales el trueque se usaba todavía en gran parte para el intercambio de
productos agrícolas locales, tales como huevos, aves de corral, legumbres, etc., por suministros
producidos en otras partes, como azúcar, café, té, prendas de vestir, tabaco y otros.
Con el desarrollo del sistema fabril y otras actividades comerciales no agrícolas, la población fue
atraída en gran número hacia los centros urbanos, y el comercio al detall muy pronto se
estableció ampliamente en las ciudades principales. Los almacenes que vendían ultramarinos,
carnes, legumbres, drogas, lencería, ferretería y otros productos esenciales se convirtieron en una
parte importante del comercio; pronto aparecieron otros que vendían una gran variedad de
artículos y que constituyeron el antecedente de los primitivos grandes almacenes.

Muchos de los grandes almacenes más antiguos que se desarrollaron en la segunda mitad del
siglo xix tuvieron durante muchos años departamentos de venta al por mayor, que no sólo
suministraban las mercancías a sus propios almacenes, sino que vendían a otros comerciantes en
diferentes áreas comerciales.

Medidas de las ventas al detall.

El importe de las ventas en el comercio al detall en relación con la renta nacional proporciona
uno de los mejores medios de valorar la situación de esta rama del comercio en una nación,
especialmente cuando las ventas se clasifican en mercancías materia de inversión o de gasto.
Este tipo de comparación elimina parte del error causado por las tendencias inflacionistas o
deflacionistas en el mercado del dinero.

Tendencias en el comercio al detall.

La venta al detall constituye un sector muy definido del comercio. A pesar de que es en conjunto
un negocio estable es muy sensible a los cambios en las preferencias del consumidor.
Las normas de la posguerra han introducido grandes variaciones en la composición básica de las
compras para el consumo. Además, los métodos de venta al detall han cambiado mucho durante
los últimos treinta años. Se ha incrementado el uso de marcas registradas, envasado atractivo,
autoservicio, exhibición en el almacén, disposición conveniente y comercial del mismo y
publicidad.

En la década de 1930 a 1940 ha habido una marcada tendencia hacia el establecimiento de


amplios centros de ventas en los distritos suburbanos de las grandes ciudades. En el periodo
1920-30 el aumento de los créditos destinados al consumo influyó poderosamente en el volumen
de ventas y la tendencia de las compras. Las libretas de cooperativas, las ventas a plazos y los
préstamos de los bancos y compañías de financiación para compras de consumo han aumentado
las adquisiciones de artículos de costo elevado entre las familias de ingresos medios.

Generalmente, las ventas al detall no han experimentado intervención oficial, pero durante la II
Guerra Mundial se impusieron restricciones a los precios y al importe de crédito al consumo que
podía concederse. Algunas mercancías de primera necesidad se racionaron con objeto de
proporcionar una distribución justa.

Véase Comercio en cadena; Compras por correo; Cooperativa; Grandes almacenes; Mercado;
Investigaciones de mercados; Precio de control; Renta nacional; Salarios; Venta a plazo.El retail
(también venta al detalle o Comercio minorista en español) es un sector económico que engloba
a las empresas especializadas en la comercialización masiva de productos o servicios uniformes
a grandes cantidades de clientes. Es el sector industrial que entrega productos al consumidor
final. La razón para involucrar a mayoristas y minoristas en un mismo sector fue una
consecuencia de la gran cantidad de problemas y soluciones comunes que tienen ambos sectores
por la masividad y diversidad tanto de sus productos como de sus clientes.

En el negocio del retail se pueden incluir todas las tiendas o locales comerciales que
habitualmente se encuentran en cualquier centro urbano con venta directa al público; sin
embargo, su uso se halla más bien ligado a las grandes cadenas de locales comerciales dedicadas
a la venta de productos de consumo masivo. El ejemplo más común del retail lo constituyen los
supermercados; otros comercios tradicionalmente asociados al retail son las tiendas por
departamentos, casas de artículos para el hogar, tiendas tradicionales (predominantes en países
del tercer mundo), ferreterías, farmacias, venta de indumentaria, librerías, entre muchas más. La
complejidad del retail viene dada por la amplia variedad de artículos y tipos de artículos que
ofrecen, así como el nivel de operaciones efectuado. Las operaciones de venta del retail generan
una cantidad de datos tal que puede resultar abrumadora para aquellos ajenos al negocio.

Definición moderna de retail Editar

Los cambios tecnológicos y sociales han modificado el comportamiento de compra de los


shoppers, lo que está ocasionando que la definición clásica de retail tenga un problema.
Básicamente los retailers compraban en volumen para reducir costos, hacían economías de escala
y vendían con el mayor margen posible. Este modelo asume que el cliente pase necesariamente
por un punto de venta físico, algo que la difusión de internet y las tiendas en línea, ya no dan por
sentado. El retail debe definirse de hoy en día desde el punto de vista de la solución concreta que
ofrece a su comprador. Las cadenas de tiendas que no han modificado su modelo de negocio y no
se han adaptado a este nuevo ecosistema que incluye el mundo digital, son las que se encuentran
cerrando sus puertas y siendo reemplazados por las nueva cadenas que sí han podido evolucionar
e incorporar estos nuevos escenarios.

También podría gustarte