Está en la página 1de 2

5. Fraguado del concreto.

Cuando el cemento y el agua entran en contacto, se inicia una reacción


química exotérmica que determina el paulatino endurecimiento de la
mezcla.
Dentro del proceso general del endurecimiento se presenta un estado en
el que la mezcla pierde apreciablemente su plasticidad tornándose
difícilmente trabajable: tal estado corresponde al fraguado inicial de la
mezcla.
Al continuar con el endurecimiento normal de la mezcla se presenta un
nuevo estado en el cual la consistencia ha alcanzado un valor muy
apreciable, este estado se denomina fraguado final y se determina igual
que el fraguado inicial por medio de las agujas de Vicot o Guillmore.
En el método de Guillmore el fraguado inicial se determina cuando la
aguja inicial no deja huella en la probeta y el fraguado final cuando la
aguja final tampoco deja huella.
La determinación de estos dos estados cuya lapso comprendido entre
ellos se llama tiempo de fraguado de la mezcla es muy poco precisa y solo
debe tomarse a título de guía comparativa.
El tiempo de fraguado inicial es el mismo para los cinco tipos de cementos
enunciados y alcanza un valor de 45 minutos con las agujas de Vicot y de
60 minutos con las de Guilmore.
El tiempo de fraguado final es igual para ambos apartados y se estima en
unas 10 horas aproximadamente.
En resumen puede definirse como tiempo de fraguado de una mezcla
determinada al lapso necesario para que la mezcla pase el estado fluido
al estado sólido. Así definido el fraguado no es sino una parte
insignificante en general del proceso de endurecimiento.
Es necesario colocar la mezcla en los moldes antes de que se inicie el
fraguado y de preferencia dentro de los 30 min de fabricado.
Cuando se presenta problemas especiales que demanden un tiempo
adicional para el transporte del concreto de la fábrica a la obra se recurre
al uso de retardadores de fraguado compuestos de yeso o anhídrido
sulfúrico de igual manera puede acelerarse el fraguado con la adición de
sustancias alcalinas o sales como el cloruro de calcio.
6. Endurecimiento del concreto (Ley de Abrams.)
El endurecimiento del concreto depende a su vez del endurecimiento de la
pasta o lechada formada por el cemento y el agua que entre los que se
desarrolla una reacción química que produce la formación de un coloide
gel a medida que se hidratan los componentes del cemento.
La reacción de endurecimiento es muy lento lo cual permite la
evaporación de parte del agua necesario para la hidratación del cemento,
lo que se traduce en una notable disminución de la resistencia final.
Es por ello que se de mantener húmedo el concreto recién colado
curándolo cuanto menos 14 días si se usa cemento tipo 1 y 7 días si se usa
cemento tipo 3.
También se logra evitar la evaporación del agua necesaria para la
hidratación del cemento, cubriendo el concreto recién descimbrado con
una película impermeable de parafina o de productos especiales que se
encuentran en el mercado.
El prof. Duff A. Abrams del instituto Lewis de chicago, quien expreso el
endurecimiento del concreto por medio de una fórmula que ligaba el
volumen de agua de hidratación con el volumen de cemento empleado.
Considerando que el volumen del cemento varía notablemente con la
compactación, se ha preferido expresar la ley de abrams en función de la
relación agua- cemento en peso.
La ley de abrams mencionada, puede expresarse asi:
Para mezclas plásticas, usando agregados, sanos y limpios, la resistencia y
otras cualidades importantes del concreto, dependen de la cantidad de
agua que se use en la mezcla, por saco de cemento empleado.
Analíticamente la Ley de abrams se expresa para los cementos comunes
tipo 1 de la sig. Manera.
985
f ' c=
29x

En el cual: f’c= fatiga de ruptura a la compresión a los 28 días de una


probeta cilíndrica de 15 cm de diámetro por 30 cm de altura.
X= relación agua-cemento en peso.