Está en la página 1de 4

“BUSCAD, Y HALLARÉIS EN TU JUVENTUD”

INTRODUCCIÓN:

Mateo 7:7

7. Pedid, y se os dará; buscad, y hallaréis, llamad y se os abrirá.

8. Porque todo aquel que pide, recibe; y el que busca, halla; y al que llama, se le abrirá.

Hay un refrán popular que dice: =El que busca, encuentra=


Otros dicen: =No me busques porque me encuentras=

Todos estos son dichos o refranes que muy probablemente se basaron en el pasaje que
acabamos de leer.

El tema general de esta Reunión Nacional es: BUSCAD Y HALLARÉIS.


Y el tema que se ha asignado en esta tarde para estas clases separadas es

“BUSCAD, Y HALLARÉIS EN TU JUVENTUD”

Como jovencitas ustedes pueden buscar infinidad de cosas:


- ¿Cómo tener un cutis terso?
- ¿Cómo eliminar espinillas e imperfecciones?
- ¿Cómo cuidar tu cabello?
- ¿Cómo mantener una bella figura?
- ¿Cómo atraer la atención de los chicos?
- ¿Cómo hacer para que crezcan las uñas o el pelo?
- ¿Cómo maquillarte como una profesional?
- Etc. ,etc., etc. , etc.

Sin embargo, hay muchas cosas que puedes buscar en tu vida joven para ofrecer a nuestro
Dios, sobre todo aquellas que ya son parte de la iglesia del Señor; aquellas que son hijas de
este Padre hermoso, Celestial.

*Pero antes de empezar quisiera que de manera general algunas de ustedes me dijeran que
pueden buscar dentro de ustedes para ofrecer a Dios como jóvenes cristianas……Buscad, y
hallaréis……
Debajo de algunas sillas se han colocado algunos papelitos…. Busca y encuentra el
papelito debajo de tu silla y ven al micrófono a leer lo que hallaste que puedes ofrecer a
Dios en tu juventud.
Ya ustedes me dijeron lo que buscaron y hallaron para ofrecer a Dios.
Yo también estuve buscando , buscando, y buscando; porque el tema es buscad y
hallaréis…. Y lo que hallé fue que ustedes, toooooodas ustedes, y yo también, somos Hijas
de un Rey.

Y busqué, y busqué y busqué cómo debe ser la hija de un Rey, y hallé lo siguiente:

¿CÓMO DEBE SER LA HIJA DE UN REY?

I. La hija de un Rey… DEBE SER HERMOSA.


Dios no está peleado con la belleza física, y como prueba vemos que la mayoría de las
mujeres que han servido a Dios eran hermosas:
- Sara (Génesis 12:11, 14)
- Rebeca (Génesis 24:16)
- Raquel (Génesis 29:17)
- Ester (Ester 2:7)

Para poder ser hermosas como estas mujeres debemos cuidar ciertos aspectos:

1. Higiene personal. “¿No sabéis que sois templo de Dios, y que el Espíritu de Dios
Mora en vosotros?” (1 Corintios 3:16).
2. Maquillaje. Recuerda que es para cubrir imperfecciones y resaltar tus atributos. No
es una máscara.
3. Peinado y corte de pelo. (1 Corintios 11: 13-16)
13. Juzgad vosotros mismos: ¿Es propio que la mujer ore a Dios sin cubrirse la
cabeza?
14. La naturaleza misma ¿no os enseña que al varón le es deshonroso dejarse crecer
el cabello?
15. Por el contrario, a la mujer dejarse crecer el cabello le es honroso; porque en
lugar de velo le es dado el cabello.
16. Con todo eso, si alguno quiere ser contencioso, nosotros no tenemos tal
costumbre, ni las iglesias de Dios.
4. Tu forma de vestir. “Vestíos, pues, como escogidos de Dios, santos y amados, de
entrañable misericordia, de benignidad, de humildad, de mansedumbre, de
paciencia;” (Colosenses 3:12)

II. La hija de un Rey… DEBE ACTUAR COMO LA REALEZA.

1. En su forma de hablar. “No dejes que tu boca te haga pecar… ¿Por qué harás que
Dios se enoje a causa de tu voz, y que destruya la obra de tus manos?” (Eclesiastés
5:6)
2. En su forma de tratar a los demás. “Antes sed benignos unos con otros,
misericordiosos, perdonándoos unos a otros, como Dios también os perdonó a
vosotros en Cristo” (Efesios 4:32)
“Porque el siervo del Señor no debe ser contencioso, sino amable para con todos,”
(2 Timoteo 2:24)

III. La hija de un Rey… DEBE CUIDAR SU RELACIÓN CON LOS DEMÁS.

Diplomacia.- Es la habilidad para tratar a las demás personas manteniendo las buenas
relaciones y quedando siempre en buenos términos con los demás.

1. Cuida tu relación con los de afuera.


“Alabando a Dios y teniendo favor con todo el pueblo” (Hechos 2:47)
“También es necesario que tenga buen testimonio de los de afuera, para que no
caiga en descrédito y en lazo del diablo.” (1 Timoteo 3:7)

2. Cuida tu relación con los hermanos en la fe.


(1 Tesalonicenses 4:9)” Pero acerca del amor fraternal no tenéis necesidad de que
os escriba, porque vosotros mismos habéis aprendido de Dios que os améis unos a
otros;”

3. Cuida tu relación con Dios.

Efesios 4: 1-6 ; 30
1. Yo pues, preso en el Señor, os ruego que andéis como es digno de la vocación con que
fuisteis llamados,
2. con toda humildad y mansedumbre, soportándoos con paciencia los unos a los otros en
amor,
3. solícitos en guardar la unidad del Espíritu en el vínculo de la paz;
4. un cuerpo, y un Espíritu, como fuisteis también llamados en una misma esperanza de
vuestra vocación;
5. un Señor, una fe, un bautismo,
6. un Dios y Padre de todos, el cual es sobre todos, y por todos, y en todos.

30. Y no contristéis al Espíritu Santo de Dios, con el cual fuisteis sellados para el día de
la redención.

Conclusión:

BUSCAMOS Y HALLAMOS QUE:


 La hija del rey debe de conducirse de tal forma que alegre el corazón de su padre 1
Juan 2:17
 La hija del rey debe de ser testimonio de la transformación hecha en ella por el
padre de acuerdo al fruto del cambio de su vida Romanos 8:6, y 8
 El cambio se refleja en su apariencia, en su carácter, en sus acciones Proverbios
31:10

Salmos 45:6-9 ; 13-15


 6. Tu trono, oh Dios, es eterno y para siempre; cetro de justicia es el cetro de tu
reino.
 7. Has amado la justicia y aborrecido la maldad; por tanto, te ungió Dios, el Dios
tuyo, con óleo de alegría más que a tus compañeros.
 8. Mirra, áloe y casia exhalan todos tus vestidos; desde palacios de marfil te recrean.
 9. Hijas de reyes están entre tus ilustres; está la reina a tu diestra con oro de ofir.
 13. Toda gloriosa es la hija del rey en su morada; de brocado de oro es su vestido.
 14. Con vestidos bordados será llevada al rey; vírgenes irán en pos de ella,
compañeras suyas serán traídas a ti.
 15. Serán traídas con alegría y gozo; entrarán en el palacio del rey.

¿Qué cosas puedo buscar en mi persona para servir a mi Dios?


- Tiempo
- Mente
- Fortaleza física
- Facilidad para socializar
- Paciencia para con los niños
- Resistencia
- Creatividad
- Servicio
- Amor
- Trabajo en equipo