Está en la página 1de 54

Mery Meyer

El laboratorio de la bruja

PRÓLOGO
Cuando Mery me pidió que le prologara este libro creí que ella
había acertado plenamente en publicar un pequeño libro, una
pequeña obra maestra dónde se recogieran todos aquellos
productos que cualquier practicante de la MAGIA CASERA
debería tener en casa en alguna ocasión.
Bien es verdad que es casi imposible que una persona aficionada
tenga en su casa las docenas, quizá centenares de productos –
aceites, velas orgánicas, hierbas, tintas y demás—que aparecen
en este libro. Todas no, pero sí es muy importante, yo casi diría
que imprescindible que tenga o conozca gracias a un trabajo
como éste la relación de productos que actualmente pueden
hallarse fácilmente a la venta, y que son muy utilizados en la
magia de cada día. Esa magia que se quiera o no, se confiese o
no, muchos practican con regularidad.
En mis libros, principalmente en los de las velas, actualmente
editado por diferentes editoriales y en diferentes idiomas, recibía
alguna carta o más generalmente correos electrónicos (e.mails) en
que se me preguntaba por las velas orgónicas, actualmente tan
conocidas y usadas, y hasta hace pocos años prácticamente
desconocidas.
Algo similar sucede en la lista de aceites que Mery me ha dejado
leer. Me atrevo a asegurar que no existe en lengua española ni
en otra cualquiera un listado tan extenso dónde se recojan casi
todos los aceites mágicos que se utilizan en la magia ritualista.
Además, Mery ha escrito este libro para el público español,
utilizando los nombres que reciben estos productos, algunos de
ellos desde hace siglos, en España.
Digo esto pues es de todos conocidos que, un mismo aceite puede
cambiar de denominación dependiendo si se trata de nuestro
país, de Venezuela, Argentina. Cuba o demás estados. Un mismo
producto recibe distintos nombre, sucediendo que, en muchísimas
ocasiones, una persona deja de practicar un ritual por no
encontrar un aceite, cuando ese mismo aceite pero con otro
nombre lo ha tenido en sus manos.
El aceite diablo conocido con ese nombre en España, en otros
como las Honduras británicas se llama Narciso Carnudo, o en
algunos otros lugares aceite Natiborde.
Creo que, con la extensa relación de aceites que aporta Mery en
este trabajo, podremos tener una amplia recopilación de casi
todos los aceites mágicos que se utilizan en nuestro país.
Sin duda Mery ha conseguido reunir en no muchas páginas, un
verdadero Laboratorio de la bruja, entendiendo con este
nombre, que puede parecer peyorativo o insultante, a la MUJER
SABIA, que es el verdadero significado de la palabra bruja.
Deseo de todo corazón que lo mismo que mis libros lograron que
muchas personas se iniciaran en la magia ritualista, este trabajo
ayude al aficionado, así como al profesional, a tener la mejor
herramienta para andar por el difícil, poderoso y fascinante
mundo de la Magia Casera.
Vladimiro Pumy Les Alberes (frontera hispano francesa), día del equinoccio de
otoño.

EL POR QUÉ DE ESTE LIBRO


Cada vez que aparece un libro mío, recibo muchísimos emails
haciéndome preguntas sobre los diversos temas que se tratan en
dichos trabajos.
Cuando apareció mi libro Velas de fortuna y poder publicado en
esta misma editorial y en esta misma colección, fueron muchas las
personas, principalmente mujeres, aunque también los hubo del
género masculino, que se pusieron en contacto conmigo para
preguntarme sobre las actualmente tan utilizadas velas
orgánicas. Me preguntaban algo más sobre ellas, ya que
encontraban a faltar algunas de ellas.
Una famosa profesional que tuvo programa de TV propio me
preguntó en una ocasión, durante unas jornadas esotéricas, si
sería posible publicar una relación con las CATORCE velas
orgónicas más utilizadas. Pensé que aunque ya había dedicado
un capítulo entero a dichas velas en mi anterior libro, quizá sería
interesante presentar en este nuevo trabajo un listado con las
catorce. Para que no existieran dudas sobre ellas y nadie echara
de menos algunas de las que más se comercializan en los
establecimientos especializados.
Pero sin duda lo que más me marcó, casi obligó moralmente a la
hora de escribir este libro fue un email de una mujer, de una bella
población de Gerona, de la comarca del Ripollés concretamente,
con fama de mágica, en que me preguntaba si era posible tener
una relación de la gran cantidad de aceites mágicos que en la
actualidad se comercializan en nuestro país.
Poco más tarde un joven vidente de las Islas Baleares me
preguntaba sobre los tan famosos actualmente “baños de
descarga”. Él los utilizaba. Concretamente dos. Pero necesitaba
de cara a sus muchos clientes conocer los principales, y
lógicamente el uso a los que estaban destinados.
Me puse a rebuscar entre mis notas e incluso algunos días entré a
diferentes tiendas especializadas de Barcelona, Mallorca y
Madrid para conseguir un listado completo de dichos aceites y
baños, entre otros productos mágicos.
El listado que ofrezco en los capítulos correspondientes no es un
simple recetario. Es, eso, el listado más completo ( al menos que
yo conozca) sobre aceite ritualistas en castellano que se ha
presentado hasta el momento, y de otros productos utilizados en
magia ritualista o casera.
Soy una persona que creo que, los practicantes de la magia
ritualista o casera, deberían tener en casa un pequeño
“laboratorio” ( botiquín, le llaman algunos con cierto humor) con
los principales productos que en el momento menos esperado
podrán necesitar para un ritual que sea necesario por una
cuestión urgente. Sea para él o ella, unos parientes, familiares o
amigos.
Ya no digamos a las docenas de profesionales, hombres y
mujeres que desde sus consultorios se dedican a guiar, aconsejar,
indicar qué ritual es el más idóneo para un problema concreto.
No voy a alargarme más en cuestiones de presentación. Me voy
a limitar a abrir esta puerta del que hasta ahora ha sido mi
laboratorio mágico, y que, a partir de ahora, espero que, aunque
sea en menor medida, sea, si usted lo desea, también el suyo.
Gracias al cual pueda conseguir, conservar, defender, aquellos
preciados deseos que todos tenemos: amor, salud, dinero,
trabajo, protección, negocio e incluso, por qué no, cierto poder
para mantener y aumentar lo anterior.
Aceites mágicos. Cuál para qué
Pocos elementos son tan utilizados en magia y ritualismo como los
aceites.
Posiblemente después de las velas y velones, y junto a las hierbas
mágicas, sean el producto más utilizado desde siempre en la
magia casera.
Son muchas las personas que ignoran que existen decenas de
ellos a la venta en los establecimientos especializados.
Tal como decíamos al principio, hemos creído oportuno presentar
una relación de los existentes para que cualquier persona sepa si
el aceite que le han recomendado o aconsejado existe realmente.
Hemos intentado mantener al máximo la denominación que
reciben en España, aunque como muy bien dice mi compañero y
colega Vladimiro en el prólogo, en muchos países, principalmente
de casi toda Hispano-América algunos de estos productos reciben
un nombre distinto.
Como veremos a continuación en dicho listado los hay de claro
origen hispanoamericano y otros europeos, principalmente
españoles, pero intentando que prevalezca en la mayoría de
casos, no en todos, el nombre castellano que aquí se utiliza y por
el que es más conocido.
Esperamos que este amplio listado, ordenado alfabéticamente,
sea una práctica herramienta a la hora de adquirir un aceite
recomendado en alguno de los rituales que muchas veces
realizamos.
Aceite 7 poderes (para potenciar todos los trabajos):
para potenciar todos los trabajos.
Aceite abrecaminos: abrirnos camino ante las dificultades e
indecisiones.
Aceite abundancia: conseguir la abundancia en lo deseado.
Aceite alejar: separar definitivamente todo lo no deseado.
Aceite aloe: conseguir el bienestar.
Aceite altar mayor: purificación de un altar antes de iniciar un
ritual.
Aceite amansador (para unir cosas y personas): para
unir cosas y personas.
Aceite amarrar: unir personas a nosotros o entre ellas.
Aceite amor: conseguir, buscar, triunfar en cualquier clase de
amor.
Aceite atracción sexual: atraer sexualmente a la persona
deseada.
Aceite atrapa ventas: triunfar en cualquier tipo de venta o
transacción.
Aceite atrápalo: para atrapar a la persona o deseo que se ha
alejado de nosotros.
Aceite bálsamo tranquilo: tranquilizar relaciones o
situaciones.
Aceite bambú: para activar los chakras y trabajarlos.
Aceite benjuí: superación personal. Física y espiritualmente.
Aceite conquistador: conquistar trabajo, amistades o amores.
Aceite contra el mal de ojo: ya lo indica su mismo nombre.
Aceite contra envidia: para evitar todo lo negativo que la
envidia porta.
Aceite contra maleficios: contra los maleficios que nos
puedan hacer.
Aceite coral rojo: para enamorar (existe también en colonia)
Aceite del diablo: para rituales del camino siniestro.
Aceite dende (ofrendas): purificación de ofrendas rituales.
Aceite desatranca-cornudos: para romper una relación que
nos afecta.
Aceite desatrancadera (contra energías negativas, y
abrir caminos): contra energías negativas y abrir caminos.
Aceite descarga: descargarnos de las malas energías y
vibraciones negativas.
Aceite deseo: conseguir cualquier deseo.
Aceite desespero: para casos desesperados ( con sultar a un
profesional)
Aceite destructor: destruir todo lo negativo que nos rodea.
Aceite dinero: para algo tan importante como conseguir dinero.
Aceite dominio: dominar cualquier situación adversa.
Aceite espanta espíritus: alejar para siempre espíri tus o
entidades no deseadas.
Aceite eucalipto: conseguir estados alterados de conciencia.
Aceite éxito (para alcanzar todos nuestros deseos):
para alcanzar todos nuestros deseos. Aceite Exú: rituales
relativos a las fuerzas negativas.
Aceite feng-shui: para armonizar locales, viviendas y
productos.
Aceite fortuna: buscar y conseguir la fortuna en todo aquello
que queramos.
Aceite incienso: para atraer la suerte.
Aceite jengibre: para el sexo y temas similares.
Aceite juegos-ganes: para ganar en los juegos deazar.
Aceite lavanda: para el éxito y dominio.
Aceite menta china: para rituales de amor y amistad.
Aceite mirra: para buscar y obtener fortuna.
Aceite mostaza: para resguardos esotéricos.
Aceite muérdago: para la protección.
Aceite negocio: proteger y ayudar nuestros negocios. Actuales
o venideros.
Aceite odio (para crear odio y peleas): para crear odio,
rencillas y peleas.
Aceite palo santo: para limpiar y purificar lugares. Aceite
pega-pega: unir personas a nosotros.
Aceite Pompa Gira (para activar los deseos sexuales):
para activar los deseos sexuales.
Aceite precipitado rojo: para conseguir amor sexual.
Aceite propósito: conseguir el éxito en un propósito concreto.
Aceite protección: protegernos de todo mal.
Aceite purificación: purificarnos en cuerpo y espíritu.
Aceite raíz de mandrágora: Aceite neutro, que sirve
prácticamente para todo.
Aceite rechaza-daños: rechazar cualquier trabajo negativo
que nos hagas.
Aceite retornar: para que regrese aquello que deseamos.
Aceite romero: para hacer descargas.
Aceite rompimiento: para romper amistades, relaciones
amorosas o familiares.
Aceite rosa de Jericó: para mantenimiento de la planta del
mismo nombre.
Aceite ruda: para la suerte.
Aceite sal negra: para alejar negatividades y malas amistades.
Aceite salud: proteger nuestra salud y la de los nuestros.
Aceite salvia: para rituales dedicados a la salud.
Aceite san alejo (separar): para cualquier tipo de
separación.
Aceite sándalo: purificaciones rituales de personas, amuletos y
lugares
Aceite saúco: proyección astral.
Aceite separación: para separar parejas sentimentales.
Aceite suerte: para conservarla, buscarla e incluso para
obtenerla.
Aceite trabajo: buscar o conservar el trabajo.
Aceite unión: como su nombre indica, sirve para unir personas
(amor, amistad, familia)
Aceite ven a mí: para acercar a personas. Sean amores,
amistades o laborales.
Aceite vencedora con estampa y oración: para vencer
nuestros problemas.
Aceite venganza: para vengarnos de afrentas o traiciones.
Aceite verbena: para purificar el lugar donde vamos a iniciar
un ritual.
Aceite Yo puedo más que tú: para dominar en una situación
concreta.
Almizcle esencia: para rituales sexuales de ambos sexos.
Repetimos, antes de terminar este capítulo, que, algunos de los
aceites aquí referenciados pueden tener su nombre propio
venezolano, cubano, argentino, beliceño, etc. Pero los aquí
ofrecidos son los más generalizados y los que encontrará usted en
la mayoría de libros especializados en magia ritualista o casera.
Nota de la autora: Estos aceites mágicos JAMÁS deben de ser ingeridos. Jamás.
Se utilizan para bautizar o uncir velas ( y utensilios mágicos en general), para quemar o
máximo en algunos casos para frotar los diferentes chakras.
De hecho NINGÚN producto esotérico deberá JAMÁS ser ingerido. Lo diga quién lo
diga.
Nuestra salud puede estar en peligro. No lo olvidemos nunca.

Principales plantas mágicas


En este nuevo capítulo presentamos una selección de las
principales plantas mágicas que se utilizan en la magia ritualista.
Sabemos de antemano que existen desde el principio de los
tiempos cientos, quizá miles de plantas que por sus características
y poderes han sido consideradas mágicas e incluso sagradas. De
hecho en la antigüedad no había diferencia, o apenas la había,
entre la magia y lo sagrado.
Plantas que se ofrecían a los dioses y divinidades. A los genios
locales y entes de los bosques, ríos, fuentes y espacios.
Actualmente se intenta, aunque no siempre se consigue, separar
lo sagrado de los mágico o esotérico.
Como ya existen espléndido trabajos sobre la botánica oculta,
como los de Paracelso, hemos creído oportuno ofrecer al lector-
lectora una pequeña pero muy escogida selección de estas
plantas y, lo que es más importante: Su función primordial en el
mundo ritualista.
Atracción sexual: su nombre ya lo indica (para cualquier sexo)
Espliego: éxito, dominio y poderío sobre los demás.
Eucalipto: para desinfectar locales cerrados con energías
negativas muy fuertes.
Flor de San Pancracio: para el trabajo.
Flor de Santa Rita: proyectos imposibles o difíciles.
Hierba de San Salvador: prosperidad.
Hierba de santo sepulcro: proyección astral
Hierbas de los druidas: para grandes rituales e invocaciones.
Hierbas de la providencia: para la abundancia.
Hojas de bambú: para la relajación y trabajar los chacras.
Hojas de olivo: negocio.
Jengibre: para trabajar los distintos rituales sexuales (puede
usarse como complemento de otros aceites).
Lágrimas de Balaal: contra mal de ojo.
Mate brasileño: para limpias y descargas.
Menta china: conseguir amor para siempre.
Mostaza roja: para resguardos de amuletos y talismanes.
Raíz de mandrágora1: conocida como coupé, es neutra y
sirva para casi todo.
1. Como habremos observado, algunas de estas plantas mágicas también tienen su
correspondencia en aceites mágicos, ya tratados en el capítulo anterior.

Romero: descargar energías negativas que tenga el cuerpo de


una persona.
Rosa de Jericó: planta catalizadora (energías) y purificadora.
Rosas de Alejandria: contra cualquier energía negativa.
Ruda triturada: para la suerte.
Salvia: proteger o recobrar la salud.
Sésamo: para obtener dinero o riquezas.
Tamarindo: contra los maleficios.
Verbena: para iniciar cualquier ritual colectivo.
Hierbas amargas Hierbas dulces2
Modo de empleo
Recordamos que estas hierbas, exceptuando las dos últimas, ya
indicadas, son solamente para quemar. Lo mejor es hacerlo con la
ayuda de los carbones especiales que se encuentran a la venta
para este tipo de rituales. Siendo el conocido como “instantáneo”
el mejor de todos.
2. Al igual que las hierbas amargas referenciadas a continuación, sirve para hacerse
sus propios baños de descarga. En un litro de agua diluimos las hierbas, y tras dejarlas
macerar todo un día, utilizaremos aproximadamente el contenido de un vaso rociarnos
con ella dentro de la bañera o ducha.

Dependiendo del ritual, estas hierbas pueden ser quemadas solas,


o mezcladas con otras hierbas, inciensos, o con otro tipo de
sustancias o productos rituales.
Para finalizar este capítulo, le damos un consejo muy personal.
Una vez realizado el ritual, pondremos los restos que hayan
quedado, encima de un papel de plata, y lo acercaremos a una
ventana, balcón, o lugar abierto. Seguidamente soplaremos sobre
él (¡cuidado con los ojos!) para esparcirlo a los cuatro vientos.
Los
más poderosos
polvos mágicos
Cornelio Pallarés, uno de los menos conocidos alquimistas
hispanos, concretamente gerundense, en las postrimerías del siglo
XVII aseguró haber conseguido un listado con las cien pócimas a
base de polvos más poderosas que existían. En su libro, hoy
desaparecido “ Arte de curar o matar por la magia de la
naturaleza”, aseguraba que las pócimas en forma de polvo eran
las más sutiles, ya que podían trabajarse casi a escondidas de las
autoridades ( en aquellos tiempos, la Inquisición).
Actualmente no existe, al menos “oficialmente”, dicho tribunal
cruel y despiadado, pero todavía muchos practicantes de la
magia continúan utilizando ciertos polvos mágicos para conseguir
lo que desean.
De los casi veinte que hemos localizado en comercios españoles
hemos escogido los ocho que creemos más prácticos y que
aconsejamos tener o conocer.
Es verdad que principalmente en el siglo XVIII y en Francia se
utilizaban polvos hechos con oro, diamante machacado
(venenoso en ocasiones) o plata. Pero debido a su precio y a la
poca utilidad que actualmente tienen, hemos decidido escoger
sólo aquellos que podemos obtener más fácilmente y que nos
pueden cubrir casi todas nuestras necesidades.
7 potencias (tiene el poder de las famosas Siete potencias
esotéricas)
Abre Caminos (para abrir cualquier camino ) Amansador
(para pacificar pasiones o violencias que nos pueden perjudicar)
Amarrado y claveteado (para asegurar aquellos que
queremos y deseamos)
Arrasacontodo (en situaciones graves para arrasar con todo lo
que nos perjudica)
Contraenvidias (para evitar envidias ajenas)
Exú (poderes y fuerza)
Polvo de Venus (para el amor)
Polvo Dorado (para las riquezas)
Polvo Voladora (para aumentar nuestras facultades)
Polvo Volteo (deshacedor de entuertos )
Pomba Gira (amor y sexo)
Quédate en Casa (para que el ser querido no se vaya de
nuestro lado y se quede en casa)
San Cipriano (quita maleficios)
Separar (para separara personas)
Unión (para unir personas o asuntos varios) Vendinero (para
atraer el dinero y las riquezas)
Inciensos y carbones: los imprescindibles de todo ritual
Desde la Prehistoria, en todo ritual religioso o mágico se han
venido quemando diferentes sustancias olorosas para purificar el
lugar, los alrededores, las personas, el altar o incluso para
ponerse en contacto con los Seres Superiores o divinidades.
El tema de los inciensos es muy versátil, e incluso diríamos que
personal. Cada ritualista. Cada mago utiliza los que más le
agradan. Los que más elevan su conciencia.
He creído oportuno presentar un pequeño pero escogido listado
de los más utilizados, de los que suelo hacer servir en mis
prácticas.
Todos sabemos que se comercializan decenas de olores distintos
en palitos o sticks, pero a nivel personal preferimos el incienso de
toda la vida.
El granulado, natural, extraído de los árboles, plantas o incluso
de la madre Tierra.
En esta pequeña relación encontrará algunos de los más clásicos
y que no deberían faltar en ningún equipo de un buen ritualista.
Son inciensos de precio asequible, muy distintos del “polvo de
perla” o “almizcle real” cuyo precio era en la antigüedad similar
al del oro.
Benjui ( mejor utilizarlo en grano)
Carbón instantaneo ( del negro)
Copal (en grano, y el mejor es el hondureño)
Estoraque ( que sea muy puro)
Incienso celta ( siempre en grano y con las pequeñas semillas),
Incienso de la abuela (exclusiva)
Incienso katar ( en grano y polvo)
Incienso natural ( en grano y hecho de noche)
Mirra ( mejor en grano)
Palo santo ( siempre vigilar que su olor sea el suyo, tan
peculiar)
Sándalo rojo
Siempre es aconsejable tener un buen inciensario o quemador de
carbón o inciensos. Desaconsejamos los metálicos (bronce o
cobre) por su peligrosidad al ser cogidos con las manos mientras
se realiza el ritual.
Los hay de maderas especiales (boj, olivo, ulano) que no se
queman y que con el paso de los años van ganando en belleza.

Las nueve tintas mágicas


A la hora de fabricar un amuleto, talismán, o realizar una petición
ritual en la que tenemos que escribir algo, generalmente sobre
pergamino virgen, papel vegetal o en muy pocos casos sobre
papiro ( caro y difícil de encontrar) lo haremos siempre con una
tinte que sea virgen y fabricada con materias naturales, no
químicas.
Esas tintas las podemos encontrar en establecimientos
especializados. Generalmente van selladas con cera sobre el
tapón o la misma botellita, y es mejor una vez abiertas no
dejarlas mucho tiempo para evitar que pierdan sus poderes.
Normalmente para escribir las peticiones se utilizan plumas de
oca macho o gavínidos de gran tamaño, que también podremos
conseguir en tiendas especializadas.
Sobre la confección de las tintas, existen tantos secretos como
fabricantes de productos mágicos existen.
Lo que sí es un común denominador entre todos es que, éstas, las
tintas mágicas, deben de ir siempre embotelladas en cristal, nunca
en barro, madera y menos en cerámica, como se hacía
antiguamente con las pócimas mágicas en Oriente. Y mejor las
presentadas con un sello o asegurador de cera sobre el tapón,
para evitar fraudes o «rellenos».
Cada tinta, y eso debe de saberlo cualquier practicante de la
magia ritualista, tienen un valor correspondiente, un planeta
regente de influjo, y una relación astral con alguno de los signos
zodiacales.
Se supone que los primeros que utilizaron tintas para sus trabajos
mágicos fueron los sumerios, cultura muy misteriosa, situada en
territorio del actual Irak, y que remonta sus orígenes al 3200
antes de Jesucristo.
Se han encontrado tablillas cuneiforme ( forma de escritura) de
arcilla, en las que se habla de cómo confeccionaban dichas tintas
y sus propiedades ocultas, y sagradas para ellos.
Lógicamente antes de adquirir una tinta, cada cual debe de saber
para qué necesita una tinta de un color concreto. Puede ser para
elaborar un talismán, amuleto, hacer una petición en pergamino
(vegetal o animal), o incluso, en muy pocas ocasiones, para
escribir sobre una vela o velón una petición.
Con la intención de convertir, una vez más, este libro en una
práctica herramienta, presentamos a continuación un cuadro
sinóptico, fácil de consultar para el lector o lectora y a la vez útil
y fácil de interpretar.
Lo podemos consultar bien sea por el motivo o proyecto que
deseamos conseguir (valor), bien por su color, o en caso de
trabajos astrológicos, menos abundantes en la actualidad, pero
muy comunes en el Renacimiento, por el horóscopo.
Así mismo, si trabajamos con las influencias planetarias, en este
mismo cuadro encontraremos la relación entre planetas regentes y
los demás factores a tener en cuenta.
COLOR VALOR SIGNO ZODIACAL PLANETA
Azul ..................... Dinero ..................................
Géminis y Virgo ............ Mercurio Roja .....................
Protección. y amor .............. Aries. ..............................
Marte Verde ................... Negocio
................................ Tauro y Libra ................. Venus
Negra .................. Contra mal de ojo ................
Sagitario y Piscis ..........Júpiter-Neptuno Aura
.................... Desarrollo espiritual .......... Cáncer
............................ Luna Orange ................ Contra la
envidia ................. Acuario .......................... Urano
Rosa .................... Salud ..................................... Leo
................................. Sol Teluro ................. Buenas
vibraciones ............. Capricornio ................... Saturno
Lila ..................... Sexualidad ............................
Escorpio ......................... Plutón
Los baños de descarga y su importancia
Bañarse además de un ejercicio de sanidad puede convertirse en
algo tan importante como “limpiarse”, deshacerse, de malas
energías o incluso cargarse de las vibraciones y efluvios
necesarios para conseguir el éxito en un proyecto que deseamos.
Son muchos los baños que se utilizan en la magia ritualista, pero
catorce son los más conocidos y utilizados, tanto en nuestro país
como en otras naciones, principalmente de Hispanoamérica.
Hemos creído que,en un “laboratorio” mágico como es este libro,
no podían faltar estos productos.
Modo de empleo
Cogeremos una tercera parte del contenido de la botella y lo
diluiremos en un litro de agua.
Una vez realizada dicha operación, la mezcla resultante del agua
y el baño mágico nos lo derramaremos desde la cabeza hasta los
pies.
Generalmente se realiza manteniendo las piernas abiertas.
Diferentes baños:
7 Potencias: Para activar todas las facultades que tenemos y
que no conocemos
Eleggua: Para abrirnos todo tipo de caminos en la vida.
Exú: Para combatir a los enemigos que nos puedan rodear.
Hierbas amargas: Para desprenderse de las negatividades
que nos rodean
Hierbas dulces: Como refuerzo posterior a las Hierbas
amargas.
Juan de la Suerte: Para conseguir y que no nos falte la buena
suerte
Juan del Amor: Para conseguir y conservar amor
Juan del Dinero: Para conseguir y conservar el dinero.
Miel: Para endulzar unas relaciones
Pomba Gira: Para todo tipo de relaciones sexuales.
Ruda: Para atraer suerte y fortuna
San Cipriano: Para combatir el mal de ojo y envidias y
malsanías de todo tipo.
Trabajo-tenga: Para conseguir y conservar el trabajo.
Ven a mí: Para atraer a la persona amada o la amistad
deseada.
Nota de la autora: No es aconsejable utilizar este tipo de baños con los niños o
menores de edad.
Las catorce velas orgónicas
Aunque hasta hace pocos años no eran muy populares, en los
últimos tiempos parecen haberse puesto de moda las llamadas
velas orgánicas (mucho mejores que los velones orgónicos).
Para llamarlas y definirlas de una manera simple, podríamos decir
que son algo así como un pack todo en 1, ya que la vela ya viene
preparada con los ingredientes que nos permitirán hacer el ritual
que deseamos.
Además de eso, las velas vienen ya ritualizadas y limpiadas, es
decir, se asegura que está libre de cualquier carga negativa.
Las velas orgánicas deben venir “envueltas” de hierbas, es decir,
es un paso habitual en algunos rituales, que consiste en “forrar”
(por llamarlo de alguna manera) las velas con las hierbas
indicadas para que se cumpla el ritual que queremos hacer.
Así, por ejemplo, si queremos hacer un ritual para el amor, es
muy habitual que las instrucciones del ritual nos inviten a usar
hierbas de menta china (para el amor) en una vela rosa.
Siguiendo esta costumbre, y siguiendo este ejemplo, una vela
orgánica (previamente preparada) que usted puede adquirir en
una tienda, vendrá en su correspondiente bolsita preparada ya,
ritualizada, y envuelta con hierbas de menta china.
Comprándola, usted se asegura que todos los pasos necesarios
previos al ritual han sido realizados de manera correcta. A partir
de aquí, su única faena será quemar la vela adquirida (siguiendo
las instrucciones indicadas, en caso de haberlas).
Intente que las velas orgónicas que usted adquiere vayan
SIEMPRE bien envueltas, para evitar de esta manera que las haya
estado manoseando más gente que el fabricante ritualista y usted
mismo.
A continuación damos un listado de los principales y que nos
pueden servir para casi todos los problemas que nos preocupen o
aquellos propósitos que tengamos en mente.
Recuerde, y no nos cansaremos de decirlo, que las velas
orgónicas son más efectivas que los velones, pues siendo más
pequeñas aprovechan MUCHO más las propiedades de las
hierbas mágicas ( además de ser en general más económicas).
Las catorce velas orgónicas del poder:
A continuación describimos someramente las catorce principales
velas orgónicas que podemos encontrar en el mercado de nuestro
país.
Es verdad que existen más tipos, pero creemos que, y hablamos
por experiencia propia, con estos doce tipos de velas orgónicas
tiene cubierta casi todas las necesidades que necesite.
Abre caminos: Acompañadas SIEMPRE de su correspondiente
oración ( evitar las que no la lleven) sirve para aclarar nuestras
dudas y abrir el camino hacia la solución exitosa de aquello que
queremos.
Salud: Como su nombre indica, sirve para peticiones y rogativas
dedicadas a temas de salud y médicos. Llevan siempre su propia
oración.
Amor: Entre las más utilizadas, sirve para mantener, conseguir,
preservar, el amor hacia una persona concreta. También tiene su
propia oración.
Suerte rápida: Cuando las necesidades nos apremian y
necesitamos un golpe de suerte. Sea en el trabajo, el dinero, el
amor o los negocios, esta vela orgónica puede ser de gran
ayuda. Como las otras tiene su oración correspondiente.
Dinero: Aquí tenemos otra de las velas orgónicas más utilizadas.
Por suerte o por desgracia, el dinero abre puertas y nos da
tranquilidad en muchas ocasiones. No debemos sentir ningún tipo
de reparo o complejo a la hora de desear dinero, pues éste,
puede no solamente ayudarnos a nosotros mismo, sino también a
los que nos rodean y nos quieren. Sean familiares, amigos, o
demás seres queridos, el dinero nos puede ayudar a conseguir su
felicidad. Debe de llevar su oración propiciatoria.
Pomba Gira: Utilizada desde hace pocos años en nuestro país,
e importada de Hispanoamérica, esta poderosa vela orgónica
está relacionada con los temas sexuales.
Si tenemos algún problema con el sexo, o relacionado con él,
esta vela orgónica nos servirá para buscar solución a lo que nos
preocupa.
Exigir que SIEMPRE lleve la oración correspondiente, pues
algunas se venden sin ella, lo que les quita la posibilidad de
recitar la oración, un paso imprescindible para todo ritual con
velas orgónicas. San Cipriano: Ésta nos ayudará a evitar
maleficios, muy corrientes en la actualidad. Este santo fue mago
antes de subir a los altares, y esta vela, acompañada de su
oración, nos ayudará a vencer maleficios y sortilegios. Para el
tema del “mal de ojo” existe otra más concreta.
Mal de Ojo: Pocas son las personas que puedan asegurar que,
en un momento dado de su vida , no han sido víctimas de una
aojamiento o Mal de Ojo. Cualquiera puede hacer un Mal de
Ojo, y por lo tanto todos podemos ser víctimas de ellos.
Esta vela orgónica, acompañada de su oración específica nos
ayudará a combatir y eliminar el Mal de Ojo, provenga de dónde
provenga, y sea quién sea el que lo está realizando. En algunos
casos, si se quema más de una de estas velas, puede ser que, el
mal de Ojo de vuelva a la persona que lo está realizando.
Por lo tanto debemos tener en cuenta que. Si queremos solo alejar
el Mal de Ojo, debemos quemar una vela. Si queremos devolver
el aojamiento, podemos encender más de una, pero nunca más
de tres, pues podríamos ocasionarle a nuestro enemigo graves
problemas.
Trabajo: En estos tiempos que corren, el trabajo es casi un
tesoro (o más que eso, se atreverían a asegurar unos cuantos).
Para pedir trabajo, conservarlo, o conseguirlo, es para lo que
sirve esta vela. Cuando la encendamos, y recemos la oración que
la debe de acompañar, debemos de pedir el deseo: conseguir,
conservar, mejorar, el trabajo.
Juiciosganes: Aunque pueda parecer muy específico, son
muchas las personas que tienen pendientes juicios, querellas,
demandas, etc. Lo que puede llevarle problemas serios en todos
los niveles, principalmente a nivel económico y material. Esta vela
tiene como función que los juicios y pleitos que tenemos, seamos
demandantes o demandados, sean beneficiosos para nosotros.
Purificación: Esta vela orgónica diríamos que es casi
IMPRESCINDIBLE para todos aquellos o aquellas que tienen
alguna relación con el esoterismo o la magia casera, así como
para los que desean purificar un piso, local, negocio, etc.
Cuando nos demos cuenta, o pensemos que algo puede estar
impregnado de vibraciones negativas, no tengamos pereza en
encender este tipo de velas, y que su purificador humo, y el poder
de su oración limpie de negatividad el lugar.
Si el local o lugar a purificar es muy grande, quizá sea
interesante utilizar más de una. Nunca más de cuatro por local.
Estudiante-Exámenes: Todos, en un momento dado de
nuestra vida hemos tenido que pasar por el trance de ser
examinados. Sea en la universidad, el trabajo, tráfico, o test de
otro tipo.
Para tener una protección concreta en caso de un examen, esta
vela puede ser de gran ayuda.
Hemos de mencionar que esta vela en particular no tiene por qué
ser encendida por la persona que se examina, sino que en
muchos casos puede ser la madre, el padre, la abuela, hermano,
novia o esposa quien encienda una vela destinada a ayudar en el
examen de la persona querida.
Aléjate de mí: Tal como su nombre indica, se utiliza para alejar
de uno mismo todo aquello negativo: personas, factores,
vibraciones, efluvios, que nos puedan acosar e infligir daños.
Siempre debe de ir acompañada de la oración correspondiente.
Corta caminos: Tiene como función evitar que personas,
factores, vibraciones, o incluso amoríos no deseados lleguen a
nosotros o nuestras personas queridas.
Es verdad que esta vela orgánica se ha utilizado en alguna
ocasión para cortar los amores a terceras personas. Pero en
dichas circunstancias, y dadas las características de esta vela, ya
queda a la libre conciencia de cada cual el darle un fin adecuado
a la manera de pensar de cada cual.
Esperamos que esta relación de las principales velas orgónicas
sea suficiente para conseguir superar sus problemas.
Para el caso de que busque algo específico que no aparece en
este capítulo, al final de este libro encontrará la manera de
ponerse en contacto con la autora, para que la pueda ayudar
llegado el caso.

La
Luna y los rituales: relaciones y fases lunares
Por mucho que los astrólogos, o al menos algunos, los más
ortodoxos, nos hablen de la tremenda fuerza que imponen todos
los planetas sobre el ser humano, sólo hay uno que nos influye de
una forma imposible de negar, incluso para los más escépticos.
Ese astro es nuestra vecina y querida (en ocasiones temida)
LUNA.
Este pequeño satélite de la Tierra influye en las personas y en la
Naturaleza.
Su influencia, reconocida incluso por la Ciencia Oficial afecta las
mareas, el comportamiento de los animales, la menstruación de
las mujeres, el crecimiento de los vegetales, la caída o crecimiento
del cabello, y como todos sabemos, en algunos casos hace que
personas normalmente afables con todos se conviertan en adustas
y desagradables. Es lo que conocemos como personas lunáticas,
y que sufren esta patología psicosomática reconocida por la más
moderna psiquiatría y la psicología científica (ya no digamos las
escuelas más esotéricas de esta ciencia).
Un astro que tenemos tan cerca y que influye en casi todo lo que
tiene vida en la Tierra, y en ocasiones, como las mareas, en
grandes masas «muertas», no podía dejar de tener una influencia
determinante en los rituales, sean los que sean, de la magia.
No olvidemos que desde los antiguos sumerios a los actuales
chamanes siberianos o de la cuenca amazónica controlan los
movimientos y fases lunares no sólo para sus rituales de brujería o
magia, sino que, incluso para buscar el momento más importante
para sanar a sus pacientes.
Desde el principio decidimos que un libro que intenta ser una
herramienta para cualquier ritualista, no podía obviar un tema de
suma importancia como la relación existente entre las diferentes
fases de la Luna y los objetivos que persigue el ritual que
realicemos.
Sabemos que pueden existir variaciones en esta relación,
dependiendo de la persona que escriba un libro, o dé una
conferencia.
Nosotros nos hemos basado en las traducciones que se han hecho
de los libros de magia egipcia y de la magia maya, que,
curiosamente, coinciden casi totalmente en la relación de cada
fase lunar y sus poderes mágicos.
Pensemos que estamos hablando de dos civilizaciones muy
avanzadas, pero separadas por miles de años. Si la egipcia
aparece sobre el 3000 antes de Jesucristo, la maya no lo hace
hasta 2800 años más tarde. Y situada a miles de kilómetros de la
cultura faraónica y nilótica.
Creemos que esta relación que ofrecemos es la más ajustada y
real que existe, ya que, durante casi cinco mil años fue utilizada
por millones de personas que vivieron en un mundo mágico muy
distinto al tecnificado planeta que hoy habitamos. Al menos en lo
que corresponde al llamado Primer Mundo.
A continuación y de forma clara y abreviada, presentamos las
relaciones de cada fase lunar y el proyecto que buscamos.
Aconsejamos que los rituales que usted realice los haga siguiendo
esta pequeña tabla, pues en muchas ocasiones, y lo hemos dicho
ya en libros anteriores, una pequeña variación en un ritual,
aunque nos parezca de mínima importancia puede influir en los
resultados obtenidos en él.
Las fases y el propósito del ritual
Luna en creciente: Durante esta fase se deben realizar, pues los
propicia en gran manera, los rituales relacionados con lo dirigido
a atraer dinero, fortuna, fama, negocios, poder, buscar la buena
suerte.
También para atraer una pareja o persona deseada. Sea del sexo
que sea.
Incluso es una fase muy efectiva para potenciar las facultades
sexuales propias o de terceras personas.
Luna llena: Contra lo que muchos ritualistas, magos incluidos
opinan, el periodo lunar en que el astro está en su fase Llena,
puede llegar a ser peligroso si no se está muy preparado en
temas ritualistas. Ya que, en algunas ocasiones, no siempre,
puede hacer aflorar la parte más bestial e inhumana que hay en
el interior de cada uno de nosotros.
Pensemos que en muchas de las antiguas culturas donde el
sacrificio, incluido el humano era habitual, se esperaba dicha fase
lunar para realizar los sacrificios.
Por ejemplo los crueles aztecas o los muy anteriores en el tiempo,
asirios y cartagineses,
Realizaban por lo general sus sacrificios humanos colectivos en
periodos de Luna Llena.
No por ello debemos de evitar realizarlos durante ese periodo,
pero sí tomar todas las medidas necesarias, como por ejemplo
dibujar alrededor de nosotros, mientras realizamos el ritual, un
círculo amplio con bemba blanca (también llamada cascarilla),
para protegernos de las vibraciones y fuerzas negativas que nos
pudieran asolar.
Luna menguante: Es esta una fase muy propicia para realizar los
llamados «rituales de defensa», o lo que es lo mismo, para hacer
todos aquellos que sirven para devolver hechizos que contra
nosotros o los nuestros nos han hecho terceras personas.
También para celebrar los rituales que tengan como finalidad
proteger la salud, tanto propia, como de amigos, familiares o
clientes en el caso de ser profesionales de la magia casera.
Pensemos que, aunque muchos lo ignoran, una gran parte de los
trabajos de mal de ojo que se hacen contra una persona están
realizados, si quien lo hace sigue el camino siniestro de la magia,
en dicha fase lunar. Por lo que es en esa misma fase en la que
tenemos que devolver y combatir ese hechizo o mal de ojo.
Luna nueva: Es un periodo en el que no aconsejamos realizar
según que tipo de rituales si uno no está muy versado en la
magia.
En esos días, pocos, las fuerzas astrales pueden reaccionar de
manera inesperada, siendo unas veces positivas, y otras, muchas
por desgracia, negativas.
Puede ser que, un ritual perfectamente ejecutado, con todos los
productos, oraciones, velas, etc., no sólo se vea neutralizado en
ese periodo, si no que, se vuelva contra nosotros.
Si no es imprescindible, aconsejamos que en los días de Luna
nueva se realicen los mínimos rituales. Y lógicamente NINGUNO
relacionado con nuestra salud. A menos, y ya lo hemos dicho,
que se esté muy versado en magia ritualista. No solamente
blanca, si no de los otros colores y caminos.

Para finalizar este capítulo indicaremos que, hemos intentado que


este cuadro lunar fuera lo más sencillo y asequible posible, pero,
que se pudiera tener gracias a él, una idea clara y real de
cuándo realizar un ritual y cuándo no debe de hacerse o bien
tomarse todas las medidas necesarias.
Sabemos que en ocasiones el ritual a realizar es urgente, pero
pensamos que en una gran mayoría de casos podemos esperar la
fase lunar más propicia .
Por esperar unos pocos días en ocasiones podemos obtener unos
resultados mucho más efectivos y duraderos.
Pues no olvidemos que ningún astro, tan siquiera el Astro Rey, el
Sol, tiene una influencia tan importante en los seres humanos y en
muchos de los factores que nos rodean diariamente.
La magia de los Siete Arcángeles: Planetas, colores y
poderes de cada uno de ellos
Muchos años de persecución religiosa han llevado a creer a
mucha gente que la brujería está ligada directamente con el
Diablo, gran y repetido error.
Y mucho más falso aun es la supuesta relación entre la magia
casera o ritual y lo demoníaco o el Mal.
Podemos asegurar tras años de practicar la magia casera o ritual
que, en muchísimas ocasiones, diríamos que casi siempre, el
ritualista trabaja para sus rituales con las fuerzas y los elementos
POSITIVOS que nos rodean, dejando los negativos para otro tipo
de gentes y rituales, como son la magia negra y la todavía peor
magia roja.
No queremos tan siquiera mencionar la magia póstuma, que es
aquella, para quien no lo sepa, que está relacionada
directamente con todo aquello que tenga que ver con el
vampirismo; sea póstumo, psíquico o somático.
Personalmente somos de la opinión que entre los entes o seres
más invocados en los trabajos “blancos” y de protección de la
magia casera o ritualista están los siempre poderosos arcángeles,
a los que podemos invocar según el trabajo que queramos
efectuar.
Por dicha razón, pensamos que es muy importante en un libro
como éste, que por encima de todo intenta ser una herramienta
de trabajo, o un manual práctico de magia casera, incluir un
capítulo detallado dónde se citen las cualidades y facultades, así
como el planeta regente y los colores de cada uno de los
arcángeles, para así, en un momento dado, poder utilizar de
manera rápida y efectiva sus siempre benéficos poderes en un
ritual.
Hemos creado un cuadro sinóptico de los siete arcángeles con su
planeta regente, color mágico y las propiedades que domina.
Para así poder conocer fácilmente a cuál debemos de invocar
dependiendo del ritual o trabajo a realizar.
Nos hemos basado en los estudios del mago y cabalista medieval
Von Hans Hutsetahusen ( siglos XIII-XIV), más conocido como
“Hans Magno” para realizar este cuadro.
Miguel.
Planeta, Sol.
Color Azul.
Para trabajos relacionados con la fuerza, la nobleza y la lealtad.
Gabriel.
Planeta, Luna.
Color Violeta.
Para trabajos relacionados con potenciar nuestras fuerzas y
poderes mentales y psíquicos.
Rafael.
Planeta, Mercurio.
Color Verde.
Para todos los rituales donde el poder de la mente sobre la
materia sea necesario.
Uriel.
Planeta, Venus.
Color, amarillo.
Es el predilecto para los rituales que estén relacionados con la
imaginación y la creación de nuevas empresas y proyectos.
También con la creatividad artística.
Samuel.
Planeta, Marte.
Color rojo.
Sus invocaciones son muy importantes para acrecentar nuestra
voluntad, superar complejos, y en caso de verse dominado por
alguien o algo, puede ayudarnos de manera importante.
Zacariel
( o para algunos Zacharieel )
Planeta Júpiter.
Color blanco.
Aunque para algunos es uno de los arcángeles menos conocido,
es el que rige y puede ayudarnos en los rituales que estén
relacionados con algo tan material, pero necesario por desgracia,
como son el dinero y los negocios.
Su ayuda para conseguir trabajo o mantener un buen negocio es
muy importante.
Jofiel ( también conocido por algunos ritualistas como Orifiel).
Planeta, Saturno.
Color rosado.
Es otro de los arcángeles que algunos, de manera errónea
denominan “menores”, pero su fuerza es de las que tenemos que
tener siempre en cuenta. Es el que con mayor fuerza rige tres
factores tan importantes como son la Justicia, la Sabiduría
trascendental y el Conocimiento interior.
En casos de pleitos o juicios, es uno , posiblemente el más
importante, para invocar en nuestros rituales.
Podríamos añadir a este capítulo diferentes oraciones dedicadas
a cada uno de los arcángeles, pero por poco que nos fijemos
veremos que cada autor que ha escrito sobre este tema ha
utilizado una de diferente.
Lo que sí podemos asegurar es que será nuestra Fuerza Interior el
factor que permitirá gozar de la ayuda (si es que la requerimos)
de estas entidades superiores así como nuestra fe, y la fuerza
mental que pongamos.
Pensemos que una oración, por muy bella que sea ésta, si no lleva
consigo toda nuestra fe, voluntad y fuerza interior, de poco o
nada nos servirá.
Pensemos que los antiguos anacoretas y ascetas, que en muchos
casos practicaron una magia mística y gnóstica de raíz cristiana,
jamás utilizaron oraciones convencionales, sino aquello que les
dictaba en cada momento y de forma sincera su corazón y les
inspiraba su alma.
Este es algo que para quien esto escribe es primordial y que
JAMÁS debemos de olvidar a la hora de practicar un ritual
mágico.
Existen velas y velones dedicados expresamente a los arcángeles.
En caso de practicar un ritual en el que se invoca a uno de estos
seres celestiales puede ser aconsejable utilizar uno de ellos, pero
podemos asegurar que, es mucho más aconsejable que sean las
velas, las simples y poderosas velas o bujías de colores la que
formen parte del ritual. Teniendo muy en cuenta, y esto es MUY
IMPORTANTE, que la vela o velas utilizadas en ese caso, sean
acordes a nivel cromático, con el color que pertenece a cada uno
de los siete poderosos arcángeles.
Los diferentes
tipos de magia
Cuántas veces alguien nos habrá dicho: “Te están haciendo un
trabajo de magia”, o, “estoy haciendo un trabajo de magia”.
Es un craso error pensar que existe una sola “magia”. Son
muchas las artes ocultas que se acogen bajo la denominación
“magia”, y les puedo asegurar, amigo lector, que hay una
diferencia abismal entre todas ellas.
Hay algunas que incluso creemos que son incompatibles. Ya que,
mientras unas buscan hacer el bien, otras lo que quieren es hacer
sólo el mal. Por razones personales o por encargo, como es el
caso de los llamados “magos negros”. Que reciben ese nombre
no por razones étnicas, sino por trabajar generalmente con ese
tipo de rituales, del sendero siniestro.
Hemos pensado que, quizá el lector o lectora, en un momento
dado, no sepa distinguir entre estos diferentes tipos de rituales,
por lo que hemos creído oportuno presentar una breve reseña de
lo que es cada una de ellas.
Clases de magia existentes
Magia blanca: Es aquella que tiene como finalidad, SIEMPRE,
hacer el bien a uno mismo o a terceras personas. Sean clientes,
amigos o familiares. Normalmente cuando se practica dicha
magia, se trabaja, si fuera necesario (no siempre, que quede
claro) con las Potencias Positivas, como los ángeles, arcángeles, o
genios buenos de la Naturaleza. Normalmente es una magia
agradecida y que si se realiza bien, no tiene por qué ser
peligrosa para nosotros o quien nos rodea. Pero ¡¡cuidado!! No
confundirla con algunas que pueden ser parecidas. La Magia
Casera sería el máximo y perfecto exponente de este tipo de
rituales.
Magia Verde: Algunos la llamaban hasta el siglo XIX la “magia
de botica” de forma equivocada. Este tipo de magia utiliza
solamente productos vegetales, de aquí su nombre, procedentes
de la Madre Naturaleza.
Sus principales productos son las hierbas, raíces e inciensos
naturales de origen vegetal.
Contra la opinión de muchos, ésta puede ser tanto positiva como
negativa. Y en ocasiones, muchas, va combinada con otros tipos
de magia, como la blanca, rosa o la negra.
Magia Rosa: Parece ser que esta denominación nació en la
Francia del siglo XVIII, concretamente en la Corte Real y entre los
aristócratas que con mucha frecuencia recurrían a todo tipo de
actividades ocultistas para conseguir sus propósitos.
La que ellos denominaban “rosa” y que hoy vuelven algunos a
utilizar con el mismo nombre, es la que tiene como función
absoluta, trabajar temas de amor o sexuales.
Y como en la magia verde, tiene una dualidad, ya que, se puede
utilizar para el bien, como conseguir a una persona amada, o
para el mal, separación de parejas, rotura de relaciones sexuales,
hacer impotente a nivel sexual a otra persona y demás.
En los últimos tiempos se está imponiendo mucho en ambientes de
clase alta. Aunque poco a poco también gente más humilde la
utiliza.
Magia Negra: Es aquella en la que se trabaja con las fuerza
negativas o del Mal. No hace falta que sea precisamente con el
Diablo, demonios o los poderes infernales. También se puede
realizar invocando a los lemures, salamandras, natis y demás
seres del bajo astral.
Se utiliza en general para hacer el mal, pero en ocasiones, muy
pocas, para defenderse de ataques mágicos muy poderosos.
Personalmente somos partidarios de no practicarla, pues a menos
que seas una persona muy versada en ella, puede llegar a ser
muy, repetimos, muy, peligrosa.
Dentro de esta tipología mágica encontraríamos, entre otras, las
misas negras, pero siempre y cuando no haya derramamiento o
utilización de sangre. Lo cual trataremos seguidamente.
Tengamos mucho cuidado en practicar solos este tipo de rituales,
ya que, los poderes negativos o del mal son poderosos y nos
pueden costar graves disgustos.
La desaconsejamos totalmente. Pero queda al libre albedrío de
cada cual trabajar o no con ella,
Magia Roja Como su nombre indica, es aquella que en alguno
de sus momentos utiliza algún tipo de sangre. Sea animal o por
desgracia humana.
Prácticamente siempre está vinculada a trabajos o rituales para
hacer el mal o para objetivos peligrosamente egoístas.
Su práctica está prohibida. Incluso castigada por la ley.
En Europa estaba ya muy olvidada y se practicaba de forma muy
secreta hasta ahora. Con la llegada masiva de cierta inmigración
y los rituales afroamericanos, se han vuelto a poner de moda los
sacrificios de animales (palomas, gallinas, conejos…).
Para ciertas culturas este tipo de sacrificio es algo habitual y sin
importancia, pero a nivel muy personal pensamos que la sangre
es vida, y que no debe de intervenir nunca en rituales mágicos
que buscan el bien.
También desaconsejamos este tipo de rituales, ya que, además
del sacrificio de un animal (o algo peor) pueden hacer un efecto
llamada a entes del bajo astral, los cuales, si no tenemos los
debidos conocimientos, puedes ser muy perjudiciales para
nosotros.
En España se volvió a hablar del tema de la Magia Roja de la
mano de L. Sureda, y desde entonces ya han aparecido algunos
libros, pocos afortunadamente, que, abordan este tipo de magia
muy peligrosa y agresiva.
Magia Póstuma: Sin duda la más peligrosa de todas. Es
aquella que está vinculada directamente con la muerte y tiene
como objetivo principal, la comunión o contacto con seres no-
muertos. O dicho de forma más directa, con lo que desde hace
siglos conocemos como vampirismo.
Es una magia que puede ser ya no sólo peligrosa, sino en
algunas ocasiones mortal.
En ella intenta el ritualista ponerse en contacto con supuestos seres
que han vencido a la muerte y viven el lóbrego y terrible periplo
de los no-muertos.
Aunque este tipo de magia para algunos pueda parecer algo muy
peliculero, podemos asegurar que existe, y que desde mediados
del pasado siglo XX ha vuelto a recuperar una gran fuerza, y unos
seguidores que han organizado verdaderas sectas de practicantes
de la terrible magia póstuma.
Y no vayamos a pensar en el peliculero estereotipo de la Europa
Central, ya que, se practica en casi todo el mundo.
No hace falta decir que la desaconsejamos TOTALMENTE. Y
podemos asegurar que conocemos víctimas de estas prácticas, las
cuales, por curiosidad, morbosidad o por querer atravesar las
fronteras de lo desconocido, pagaron muy cara su osadía. En
ocasiones incluso con su vida.
Resumiendo...
Creemos que con esta relación de los principales tipos de magia,
el lector o lectora pueden hacerse una aproximación a lo que es
cada una de ellas y conocer las propiedades y peligros que
encierran algunas.
Todo ser humano debe de saber qué es lo que desea, y actuar en
consecuencia con su propia e íntima conciencia.
En la variedad de las magias tendrá una importante prueba a la
hora de escoger cuál quiere practicar.
Nosotros lo tenemos claro desde hace muchos años…
Los mejores consejos
para realizar bien un ritual: Los 10 Consejos de la
Maga
Son muchas las personas que a la hora de realizar un ritual se
quejan de que el efecto ha sido nulo. Pueden existir diversas
razones para ello.
No seremos empíricos, pero debemos indicar, incluso recalcar
que TODOS los rituales de magia casera o ritualista deben de
hacerse al pie de la letra.
En ocasiones un ritual que puede haber durado horas, o incluso
se ha alargado durante días o semanas, no surte los efectos
deseados debido a un pequeño error. Nimio, pero error al fin y al
cabo.
Pensemos que la magia casera, por mucho que lo nieguen los
más escépticos, está vinculadas a unas fuerzas universales y
cósmicas que, aunque la mayoría desconocemos, se rigen por
leyes muy serias y estrictas. Sería lo que los antiguos ocultistas del
Renacimiento llamaban la “Ley de Labás”.
Estas leyes cósmicas y universales que rigen los rituales son como
la aritmética, que si falla una sola cifra no acaba bien la
operación total.
Por ello hemos creído que unos apuntes, consejos, o pistas sobre
cómo realizar los rituales pueden ser de gran ayuda para
aquellas personas que se introduzcan, por necesidad o por
fuerza, en la Magia Casera o Ritualista.
En esta relación que nos gusta llamar: Los consejos de la
Maga, también indicaremos las precauciones a tomar ante los
fallos más habituales en este tipo de rituales.
Apreciado lector-lectora, aquí le ofrecemos nuestros consejos:
Utilizar siempre para encender velas o quemar inciensos o
hierbas mágicas, cerillas, mejor de madera. No hacer uso
NUNCA de los mecheros de gas o gasolina.
A la hora de uncir las velas ( incluso en algunos casos los velones)
hacerlo SIEMPRE de abajo a arriba. Pues en caso contrario puede
ser contraproducente. Y hacerlo con gran cuidado, principalmente
si utilizamos aceites mágicos o hierbas esotéricas.
Cuando se nos indique que, un ritual debe de hacerse en unas
horas concretas del día o la noche, hacerlo exactamente como se
nos indica.
Las noches de luna llena son más favorables, a menos que se
indique lo contrario, para llevar a cabo los rituales. A menos que
sean del camino de la izquierda, sobre los cuales no queremos
expresarnos. Y mucho menos tratarlos.
A la hora de cargar o mentalizar un objeto, talismán, amuleto,
etc, es mejor hacerlo descalzo y con las piernas ligeramente
abiertas. Para aprovechar las poderosísimas fuerzas telúricas que
la Madre Tierra nos obsequia.
A la hora de utilizar algún tipo de agua para un ritual, NUNCA
lo hagamos con agua del grifo. Utilicemos agua natural mineral (
sin gas). Mejor de pozo, fuente o río.
A la hora de realizar un ritual de magia, es importante SENTIRSE
CÓMODO. Tanto en el lugar como en la forma de vestir.
Evitemos los vestidos muy ceñidos o las prendas que nos aprieten
y molesten.
Es importante en la mayoría de rituales podernos lavar, o mejor
duchar, después de llevarlos a cabo. Personalmente después de
cada ritual, utilizamos “Baños de descarga” para desprendernos
de las malas vibraciones o energías que puedan haber
contagiado nuestro cuerpo durante el acto mágico. Esto es
todavía más importante en el caso de las personas que se
dedican de forma profesional a la videncia y la ritualización.
En estos casos deberían utilizar SIEMPRE una pequeña cantidad
de “Baño de descarga” en la ducha o baño. Una pequeña
cantidad, no en exceso.
Para finalizar, hemos de pensar que la más poderosa herramienta
que tenemos es nuestro cerebro. Es él quién mueve parte de las
energías que nos rodean. Es él quién puede fabricar las mejores
defensas en caso de ataques psíquicos. Es él quien trabaja a la
hora de cargar un amuleto o talismán. Con la ayuda de aceite e
hierbas, pero es él quién lleva la tarea más importante de todo
ritual.
Y no olvidemos que, a la hora de contactar o comunicar con
energías o poderes ajenos, es nuestro cerebro quién tomará, o
deberá tomar las indicaciones más acertadas.
Tengamos un cerebro fuerte y sano, y sigamos los consejos que
todo buen ritual nos indica.

EPÍLOGO
Cuando escribo un libro me propongo como principal objetivo
ayudar a mis lectores.
Es éste un libro un tanto especial. Es muy diferente a los anteriores
sobre runas, rituales prácticos, velas y velones, etc.
Me gustaría pensar que este trabajo que tiene usted en sus manos
es, ante todo, una HERRAMIENTA DE AYUDA.
Un libro que le permite consultar qué tipos de aceites, carbones,
inciensos, tintas y demás productos esotéricos existen en el
mercado de nuestro país.
Cuando me puse a escribir este libro miré, busqué, pregunté
mucho en los establecimientos y distribuidores más serios de
España, al menos para mí, para saber qué, cuáles, son los
productos más idóneos para que alguien que se adentra o ya es
un verdadero profesional en el tema de la magia ritualista puede
conseguir y para qué sirven.
Reconozco que en mi ya no tan pequeño “laboratorio” mágico se
alinean decenas de aceites, cajitas de carbones e inciensos,
algunos productos aromáticos, y que, cuando alguien muy
cercano y de confianza lo visita, que no son muchas veces,
siempre o casi siempre me dice “parece el laboratorio de una
bruja”
Y como para mí las brujas y brujos fueron gente no tan mala
como se las ha querido pintar, y sí muy cercanos a la Madre
Naturaleza, me siento bien en mi “brujeril” laboratorio, donde
tengo casi todo aquello que necesito para seguir por practicando
esa “magia casera” que hasta hoy me ha ayudado a defenderme
y defender lo mío y a los míos de los mil problemas y
negatividades que nos rodean cada día.
No me queda más que darle las gracias por visitar este
“laboratorio” y ponerme a su disposición por si puedo serle de
alguna ayuda.
Que la Paz Interior y la Madre Naturaleza le acompañe.
Mery Meyer
BIBLIOGRAFÍA
El gran poder de la Velas. Bartolomé Yayo. Editorial Bera.
El libro de los Rituales mágicos: Ramón Farragug. Ediciones
Dentron
La magia: Joaquín Grao. Ediciones Bruguera (Mora La Nueva)
Los prodigios de la Rosa de Jericó. Barbié Lavall. Alpha
Omega Ediciones ( Karma)
Magia Casera superfácil: Ramón Plana-Miguel G. Aracil.
Ediciones Karma-Alpha Omega.
Magia fácil para el ama de casa. Barbié Lavall. Alpha Omega
ediciones ( Karma)
Rituales prácticos para la Magia Casera. Mery Meyer .
Editorial Bastet
Runas , el oráculo de las piedras sabias. Mery Meyer. Editorial
Bastet
Velas de Fortuna y poder. Mery Meyer. Editorial Bastet
Velas de Poder, velones de Fortuna: Barbié Lavall. Grupo
Editorial Profusa.
ÍNDICE
Prólogo .............................................................. 7
El por qué de este libro ....................................... 9
Aceites mágicos. Cuál para qué. ....................... 12
Principales plantas mágicas ............................... 20
Los más poderosos polvos mágicos. ................. 24
Inciensos y carbones:
imprescindibles en todo ritual ............................ 26
Las nueve tintas mágicas. .................................. 28
Los baños de descarga y su importancia ............ 31
Las catorce velas orgánicas. .............................. 33
La luna y los rituales .......................................... 39
La magia de los 7 arcángeles ............................. 44
Los diferentes tipos de magia ............................ 49
Los diez Consejos de la Maga. ......................... 54
Epílogo ............................................................. 57
Bibliografía. ...................................................... 59

CONTACTO

Para cualquier duda, pregunta o consulta referente a este libro,


puede contactar con
la autora a través del correo electrónico:
merymeyer@gmail.com
@
(Colección ‘La Cataluña Mágica’)
* Atlas de la Cataluña Mágica
*Guía Maldita de Cataluña
*Segunda Guía Maldita de Cataluña
* La Cataluña Bruja
*Montserrat, montaña mágica *La Barcelona insólita y heterodoxa
(Colección ‘Misterios’)
*Muerte en la Ruta Maya
*Vampiros: sangre, muerte y pasión
*Cataluña, guía del terror ¡¡NOVEDAD!!

--El baúl de los secretos-


--El baúl de los secretos-
--El baúl de los secretos-

También podría gustarte