Está en la página 1de 2

La Fruticultura en Colombia, un cambio obligado para la sostenibilidad económica y

ambiental.
En los últimos años en Colombia se ha incrementado la producción de hectáreas destinas a
diferentes cultivos frutícolas, por varios motivos, pero principal mente por el deterioro en
que se encuentran el recurso suelo, por el incremento indiscriminado de cultivos
semestrales, como el Arroz, Maíz, Soya etc. Desde la revolución verde, donde el uso
excesivo de productos químicos y la tala de bosques, enfermaron los suelos y los volvieron
improductivos.
Por esta razón, el nuevo pensamiento de los profesionales del campo, como los agrónomos,
biólogos están buscando un cambio significativo y con una mentalidad deferente de
producción agropecuaria, se quiere recuperar la economía agrícola y campesina
implementado técnicas estandarizadas como las buenas prácticas agrícolas y la
implementación de nuevos cultivos que sean más amigables con el medio ambiente, y es en
este momento cuando los frutales toman una gran importancia como la alternativa más
amigable con el medio ambiente y rentables por la gran demanda que se tiene en países
europeos y en los estados unidos. Donde la producción de estos cultivos es muy baja, por
las condiciones climáticas que se presentan en estos países, también es importante resaltar
las propiedades nutritivas de las frutas, y esenciales para llevar una vida sana y mejorar la
salud de las personas.
Para lograr que el sector frutícola en Colombia tome fuerza y logre posesionarse a nivel
mundial es importante que el estado Colombiano, a través de sus entidades que tienen la
competencia de vigilar los procesos de producción y comercialización para garantizar unos
productos de excelentes calidad y aptos para el consumo. Estas entidades deben reconocer
las cadenas productivas que se están desarrollando en nuestro país, donde por medio de
capacitaciones y recursos fortalezcan estas cadenas productivas, ya que de nada sirve que el
productor o campesino se preocupe por producir productos de excelentes cálida si en
poscosecha no se le da el buen manejo que necesita para conservar su calidad estética y
nutricional.
Desde ya se debe empezar con producciones limpias, con sistemas de producción
ecológicas, para garantizar la sostenibilidad de los recursos naturales y obtener productos
más saludables. Con este pensamiento se logra entrar en mercados internacionales y
superando las problemáticas que se pueden presentar por la presencia de plagas y
enfermedades de una manera organizada a través de comités técnicos regionales, donde se
identifiquen los materiales utilizados, los patrones, las copas más utilizadas y se determinen
las necesidades de implementar prácticas como son renovaciones de copas o
establecimiento de huertos nuevos con materiales genéticos básicos identificados y
caracterizados en diferentes ambientes. De esta manera podemos cambiar las condiciones
económicas Agrícolas en nuestro país, pensado en la sostenibilidad ambiental, con frutos de calidad
y cadenas productivas que se preocupen por cumplir toda la normatividad de etiquetado y registros
requeridos por las entidades competentes.
Bibliografia
Lasprilla, D. M. (2011). Estado actual de fruticultura colombiana y perspectivas para su
desarrollo. Revista Brasileira de Fruticultura, 33(SPE1), 199-205.
http://www.scielo.br/scielo.php?pid=S0100-29452011000500023&script=sci_arttext

Granados Aristizábal, J. (2011). Empaque, publicidad y sellos de productos agropecuarios: hacia


una producción y comercialización responsable y ecológicamente sustentable. (Spanish).
Producción Más Limpia, 6(2), (Pp. 78-91). Recuperado
de http://bibliotecavirtual.unad.edu.co:2051/login.aspx?
direct=true&db=zbh&AN=79546992&lang=es&site=eds-live

También podría gustarte