Está en la página 1de 442

provided by Centro Cristiano de Apologética Bíblica 2020

El Fin
Una Descripción Completa de la Profecía
Bíblica y el Fin de los Tiempos

Por

Mark Hitchcock

El Fin de los Tiempos ha suscitado un gran interés en las últimas dos décadas,
pero no ha habido una descripción general completa de la profecía bíblica y la
escatología durante más de cinco décadas. El libro de Mark Hitchcock es ese
recurso integral para el siglo XXI. El fin hará por la escatología lo que Randy
Alcorn's Heaven hizo por la comprensión de la gente del cielo. Proporcionará una
base bíblica sólida para que los cristianos exploren las verdades esenciales en
torno a este tema: el fin del mundo.
Tabla de contenido

Prefacio
Introducción

Parte 1: Bases para el Futuro


Capítulo 1: No dejes de Pensar en el Mañana
Capítulo 2: ¿Qué es un Profeta?
Capítulo 3: Enfocando el Futuro
Capítulo 4: Todo es cuestión de Interpretación
Capítulo 5: Pasajes Proféticos Clave
Capítulo 6: Regreso al Futuro
Capítulo 7: ¿Estamos Viviendo en el “Fin de los Tiempos”?

Parte 2: Preparando el Escenario en la Era Actual


Capítulo 8: Qué Buscar

Parte 3: ¿Cuándo se Irán los Creyentes?


Capítulo 9: El Misterio del Rapto
Capítulo 10: Cinco Puntos de Vista Principales del Momento del Rapto
Capítulo 11: Siete razones para el rapto anterior a la tribu
Capítulo 12: Una Breve Historia de la Vista del Rapto Anterior a la
Tribulación
Capítulo 13: Afirmaciones Falsas sobre el Origen del Rapto Anterior a la
Tribulación
Capítulo 14: Preguntas sobre el Rapto
Capítulo 15: El Significado del Rapto para la Vida Cotidiana

Parte 4: El Tribunal de Cristo


Capítulo 16: De Pie ante el Bema

Parte 5: Las Bodas del Cordero


Capítulo 17: Un Matrimonio hecho en el Cielo

Parte 6: Lo Peor está por Venir


Capítulo 18: Llegar a un Acuerdo con la Tribulación
Parte 7: El Comienzo de los Dolores de Parto
Capítulo 19: El Surgimiento del Grupo de los Diez
Capítulo 20: El Director Ejecutivo de Satanás: el Ascenso del Anticristo
Capítulo 21: El último Falso Profeta
Capítulo 22: Jinetes en la Tormenta
Capítulo 23: Los 144.000
Capítulo 24: La batalla de Gog y Magog

Parte 8: El Anticristo toma el Control


Capítulo 25: Guerra y Adoración Satánica
Capítulo 26: Vivo y Muerto

Parte 9: La Gran Tribulación


Capítulo 27: La Marca de la Bestia
Capítulo 28: Los Dos Testigos
Capítulo 29: Siete Trompetas y Siete Copas
Capítulo 30: La Caída de Babilonia la Grande
Capítulo 31: La Campaña de Armagedón

Parte 10: La Segunda Venida


Capítulo 32: Aquí Viene el Rey
Capítulo 33: Setenta y Cinco Días para la Gloria

Parte 11: La Cadena de Satanás y el Reino de los Santos


Capítulo 34: El Milenio
Capítulo 35: ¿Por qué el Milenio?
Capítulo 36: Cuando el Mundo se Pone del Revés

Parte 12: La Segunda Venida de Satanás


Capítulo 37: La Última Batalla de Satanás

Parte 13: El Gran Trono Blanco


Capítulo 38: Día del Juicio

Parte 14: Lo Mejor está por Venir


Capítulo 39: Cielo Nuevo, Tierra Nueva, Nueva Jerusalén

Apéndice 1: Una Cronología propuesta del Fin de los Tiempos


Apéndice 2: Libros Recomendados para Estudio Adicional
Notas - Índice de Escrituras
ESTE LIBRO ES PARA USO DE EDIFICACIÓN PERSONAL – PROHIBIDA SU COMERCIALIZACIÓN

UTILICE SU BIBLIA RV 60 EN MANO, AL ESTUDIAR ESTE LIBRO

Visite Tyndale en línea en www.tyndale.com .


TYNDALE y el logotipo de la pluma de Tyndale son marcas comerciales registradas de
Tyndale House Publishers, Inc.
El fin: una Descripción Completa de la Profecía Bíblica y el Fin de los Días
Copyright © 2012 por Mark Hitchcock. Todos los derechos reservados.
Fotografía de portada de adoquines copyright © Andrew Cribb / iStockphoto. Todos
los derechos reservados.
Diseñado por Erik M. Peterson
Editado por Adam Graber
A menos que se indique lo contrario, todas las citas de las Escrituras están
tomadas de la Santa Biblia, Reina Valera 1960

Datos de catalogación en publicación de la Biblioteca del Congreso


Hitchcock, Mark, cita.
El fin: una descripción completa de la profecía bíblica y el fin de los días / Mark
Hitchcock.
pags. cm.
Incluye referencias bibliográficas (p.) E índices.
ISBN 978-1-4143-5373-9 (hc)
1. Fin del mundo: enseñanza bíblica. 2. Biblia — Profecías — Fin del mundo. I. Título.
BS649.E63H567 2012
236'.9 - dc23 2012011474
Diseño: 2012-07-05 21:09:39
1° Edición Español Formato E-Book: Apologetics Center - Agosto2020
Digitalizado y Revisión en Español: Google Traductor by Centro Cristiano de
Apologética Bíblica – Agosto2020 (Se observan errores gramaticales y ortográficos
mínimos, que serán corregidos en sucesivas ediciones)
Dedicación

Este libro está dedicado con humildad y gratitud a los ancianos, el personal y
los miembros de Faith Bible Church. Ningún pastor y su familia han tenido un
rebaño más amoroso, alentador y generoso. He sido bendecido más allá de las
palabras para enseñarte y aprender de ti. “Después de todo, ¿qué nos da
esperanza y gozo, y cuál será nuestra orgullosa recompensa y corona cuando
estemos ante nuestro Señor Jesús cuando regrese? ¡Eres tú! Sí, eres nuestro
orgullo y alegría” (1 Tesalonicenses 2:19-20).
Prefacio

En 1958, EL DR. J. DWIGHT PENTECOST publicó su disertación doctrinal del


Seminario Teológico de Dallas en un libro monumental titulado Eventos del Por
venir. Su libro es un estudio exhaustivo de la profecía bíblica y ha servido como
estándar para la profecía de los últimos tiempos durante más de cincuenta años.
Tuve el gran privilegio de estudiar con el Dr. Pentecostés, y lo tengo en el más
alto respeto. Mi objetivo para El Fin, de alguna manera pequeña, es proporcionar
a esta generación lo que el Dr. Pentecost hizo por la suya. Aunque ningún libro
puede ni debe reemplazar su trabajo, me gustaría que este libro sirviera como
un recurso integral para una nueva generación interesada en la escatología
bíblica.
Nunca ha sido más importante para el pueblo de Dios comprender la palabra
profética y esperar la aparición de Cristo. Hoy en día, la gente en todas partes
tiene preguntas serias y profundas sobre lo que depara el futuro. La Palabra de
Dios es el único lugar donde podemos encontrar respuestas seguras. Sin
embargo, en el momento en que más se necesita el estudio serio y la predicación
sobre la profecía, su importancia ha disminuido en muchas iglesias y en la vida
de muchos cristianos. Oro para que este trabajo pueda jugar un pequeño papel
en despertar un renovado interés y pasión por la bendita esperanza.
Introducción
En qué Podemos estar Todos de Acuerdo

Hace algunos años me encontré con “Las diez mejores maneras de saber si usted
está obsesionado con la profecía.”

1. Siempre dejas la capota bajada en tu convertible en caso de que


ocurra el Rapto.
2. Nunca compras plátanos verdes.
3. Hablas con tu iglesia para que adapte la canción pop de los sesenta
"Up, Up, and Away" como un himno cristiano.
4. Los Lectores de Códigos de barras te ponen nervioso.
5. Rechazas un cheque de reembolso de impuestos porque la cantidad
asciende a $ 666.
6. Puedes nombrar más Señales de los Tiempos que mandamientos.
7. Crees que hay un Texto Original en Griego y Hebreo con las Notas de
Scofield.
8. Crees que el término "Padres de la Iglesia" se refiere a Hal Lindsey y
Tim LaHaye.
9. Se te pone la piel de gallina cuando escuchas una Trompeta.
10. Usas los libros Left Behind como lectura devocional. 1

No estoy obsesionado con la profecía bíblica, solo obtuve seis puntos de diez,
pero ciertamente estoy interesado en el fin de los tiempos. La Biblia es un libro
de profecía. Gran parte de la Biblia es profecía que digo que amo la profecía
porque amo la Biblia. Estudiar el fin de los tiempos me ha ayudado más que
cualquier otra cosa a entender toda la Biblia.
Una de las principales razones por las que el cristiano promedio evita estudiar
la profecía bíblica son los diferentes puntos de vista. Una persona toma algunos
libros para repasar su conocimiento del fin de los tiempos, y pronto se pierde
irremediablemente en largas explicaciones de palabras largas y desconocidas.
Me recuerda al niño cuyo padre era predicador. Después de escuchar a su
padre predicar sobre la justificación, la santificación y todas las demás"-
taciones", estaba listo cuando su maestro de escuela dominical le preguntó si
alguien sabía lo que significaba procrastinar. El niño respondió de inmediato: "No
estoy seguro de lo que significa, ¡pero sé que nuestra iglesia cree en eso!" Esa es
la cantidad de personas en lo que respecta a la profecía bíblica. No están seguros
de lo que significan estas grandes palabras, pero saben que deben creer en ellas.
El novato de la profecía bíblica se siente abrumado por palabras como
premilenial, posmilenial, pretribulacional, postribulacional, dispensacional y
pacto. Él o ella ha visto suficientes gráficos y líneas de tiempo para toda la vida.
El novato finalmente adopta la posición del “panmilenial”: “todo saldrá bien” al
final, por lo que ya no hay que preocuparse por eso.
Hay muchos puntos de vista diferentes de la profecía de los últimos tiempos, y
cubriremos los principales en este libro (excepto el panmilenialismo). No
obstante, es fundamental recordar que hay tres grandes cosas no negociables en
la profecía bíblica: tres eventos que todos los cristianos creen que sucederán: 1)
el regreso literal, físico y visible de Jesucristo a la tierra; 2) la resurrección
corporal de los muertos; y 3) el juicio final de todas las personas. Estas tres
verdades son muy claras en las Escrituras y han sido afirmadas constantemente
por el pueblo de Dios a lo largo de la historia. Aunque podamos estar en
desacuerdo y debatir otros detalles del escenario del fin de los tiempos, estos son
los tres pilares inamovibles de nuestra escatología.

Más allá de estos fundamentos, a menudo existe un gran desacuerdo sobre la


profecía bíblica de los últimos tiempos. Abundan las teorías. No tengo todas las
respuestas, ni tengo todas las piezas del rompecabezas en su lugar. Afirmar lo
contrario sería arrogante y tonto. No se abordarán todos los temas o eventos de
la profecía de los últimos tiempos. Simplemente no hay suficiente espacio en un
libro para cubrirlo todo. Se han escrito libros completos sobre la mayoría de los
temas que se tratan en este volumen, por lo que no todos los temas estarán tan
desarrollados como muchos quisieran o incluso tanto como a mí me gustaría.
Pero haré lo mejor que pueda para llegar al meollo del asunto y presentar la
información más importante de manera clara y comprensible. Algunos estarán
en desacuerdo con la mayoría de mis conclusiones, otros estarán en desacuerdo
con algunas de ellas y probablemente nadie estará de acuerdo conmigo en todas.
Mi paradigma general en The End es un punto de vista futurista y premilenial
(veremos estas categorías en el capítulo 3). Presentaré puntos de vista
alternativos en muchos lugares, especialmente en torno al Milenio y el Rapto, y
espero presentarlos de manera justa y amable. Al final, creo que uno debe
adoptar algún sistema general informado por las Escrituras. Este es mi mejor
esfuerzo, usando un método de interpretación literal y consistente, para juntar
las piezas de una manera que tenga sentido en las Escrituras.
Mi oración es que nuestro Señor use este libro para animar a Su pueblo a
anticipar la bendita esperanza y motivarnos a servirle como vasos puros que
esperan a nuestro glorioso Novio.
PARTE 1
Fundamentos para el Futuro

¿Alguna vez ha conducido por un camino extraño y oscuro en medio de una


tormenta cegadora? Cada minuto que desee poder ver más allá del borde de
los faros delanteros para ver lo que se avecina. Si tan solo pudiera saber lo que
viene a continuación, pudiera saber intuitivamente lo que hay ahí fuera o
predecir lo que encontrará en la próxima curva de la carretera. Anhelamos
ver el futuro, saber, tal vez evitar el desastre.

¿Alguien puede ver lo que viene por intuición o un regalo especial? ¿Puede un
profeta conocer el futuro porque el camino de nuestras vidas es parte de un
drama más amplio escrito con anticipación? Esto es lo que afirman los
profetas de la Biblia. ¿Podemos saber dónde estamos en ese patrón de eventos
predichos por los profetas, escritos en las Escrituras o vistos en visiones
apocalípticas del futuro? . . . En la tormenta incierta de los días en que vivimos,
todos anhelamos ver más allá de los faros, pero ¿podemos?

JOHN F. WALVOORD, Armagedón, Petróleo y Terror 2


CAPÍTULO 1

No Dejes de Pensar en el Mañana

HAY PERSONAS que están fascinados con el futuro. Las líneas directas psíquicas,
los periódicos sensacionalistas y los astrólogos se ganan la vida aprovechando el
interés innato de las personas en el futuro. Como alguien dijo una vez: "Estoy
interesado en el futuro porque ahí es donde voy a pasar el resto de mi vida". Pero,
¿es este el único incentivo para estudiar la profecía bíblica? ¿Se dio la profecía
solo para satisfacer nuestra curiosidad sobre las señales de los tiempos y el fin
del mundo? Con todas las diferentes interpretaciones, muchos se preguntan por
qué deberíamos estudiar la profecía bíblica. Otros se han desilusionado con los
fijadores de fechas y otros especuladores imprudentes. Entonces, ¿por qué es
importante estudiar la profecía bíblica?
Hace años, el grupo de canto Fleetwood Mac grabó una canción de gran éxito
titulada "Don't Stop", con la conocida frase "Don't stop thinking about
tomorrow". La Biblia nos dice lo mismo. El pueblo de Dios debe pensar en el
mañana. Nunca debemos dejar de hacerlo. Si bien se pueden dar muchas razones
para pensar en el mañana y obtener una comprensión más profunda de la
profecía bíblica, se destacan diez razones clave.
1. La Profecía es una Parte Importante de la Revelación
Divina
Un estudiante de seminario que también era pastor explicó que no predicó sobre
profecía porque "la profecía distrae a la gente del presente". Uno de sus
profesores observó: "¡Entonces ciertamente hay mucha distracción en las
Escrituras!"
En el estudio de la Biblia hay un principio conocido como la "Ley de
Proporción". Esta ley simplemente significa que puede discernir la importancia
de un tema en las Escrituras por la atención que se le presta. Pocas personas
tienen idea de cuánto de la Biblia es de naturaleza profética. Las siguientes
estadísticas arrojan algo de luz sobre la cantidad de profecía en la Biblia.

1. Número de Versículos de la Biblia: 31,124


2. Número de Predicciones en el Antiguo Testamento: 1,239
3. Número de Versículos del Antiguo Testamento que contienen
Predicciones: 6,641 de 23,210
4. Porcentaje del Antiguo Testamento que es Profecía: 28,5%
5. Número de Predicciones en el Nuevo Testamento: 578
6. Número de Versículos del Nuevo Testamento que contienen
Predicciones: 1,711 de 7,914
7. Porcentaje del Nuevo Testamento que es Profecía: 21,5%
8. Porcentaje de toda la Biblia que es Profecía: 27%
9. Número de Temas Proféticos separados en la Biblia: 737 3

Considere estos hechos:

 De las 333 Profecías acerca de Cristo, solo 109 se Cumplieron con Su


Primera Venida, dejando 224 aún por Cumplirse en la Segunda
Venida.
 Hay más de 300 Referencias a la Venida del Señor en los 260
Capítulos del Nuevo Testamento, uno de cada 30 Versículos.
 Veintitrés de los 27 libros del Nuevo Testamento mencionan la
Venida del Señor.
 Jesús se refiere a su Segunda Venida al menos Veintiuna Veces.
 [Hay] 1,527 Pasajes del Antiguo Testamento [que] se Refieren a la
Segunda Venida.
 Por cada vez que la Biblia Menciona la Primera Venida, la Segunda
Venida se Menciona Ocho Veces.
 Se Exhorta a las Personas a estar Preparadas para el Regreso de
Jesucristo Más de Cincuenta Veces. 4

Aplicando la Ley de Proporción, la profecía bíblica merece un estudio serio.


Hacer caso omiso de esta gran parte de la Biblia es una tontería. Decir que la
profecía bíblica no es importante ignora cuánta profecía contiene la Biblia. Libros
enteros como Isaías, Ezequiel, Daniel, Zacarías y Apocalipsis son proféticos.
Muchos otros libros contienen grandes secciones de profecías: Jeremías, Joel,
Malaquías, Mateo y las epístolas de Tesalónica.
¿Quién estudiaría la historia de Estados Unidos y omitiría casi el 30 por ciento
del libro de texto? ¿Quién iría a la escuela de medicina y se llamaría médico y no
entendería cómo funciona más de una cuarta parte del cuerpo? Asimismo, si nos
llamamos creyentes en Jesucristo y seguidores de Él, es fundamental que
comprendamos al menos los fundamentos de la profecía bíblica.
Vemos la importancia de la profecía reflejada en la vida de las personas
piadosas en las Escrituras. El profeta Daniel, mientras estaba en cautiverio en
Babilonia, estudió cuidadosamente el libro de Jeremías y discernió que el exilio
de setenta años casi había terminado (ver Daniel 9:1-2). En Lucas 2, un anciano
llamado Simeón y una anciana llamada Ana estaban en el templo cuando los
padres de Jesús lo llevaron allí. Simeón y Ana sabían por la profecía del Antiguo
Testamento que el tiempo de la venida del Mesías estaba cerca. Estaban “Y he
aquí había en Jerusalén un hombre llamado Simeón, y este hombre, justo y piadoso,
esperaba la consolación de Israel; y el Espíritu Santo estaba sobre él” (Lucas 2:25).
“Los profetas que profetizaron de la gracia destinada a vosotros, inquirieron y
diligentemente indagaron acerca de esta salvación, escudriñando qué persona y
qué tiempo indicaba el Espíritu de Cristo que estaba en ellos, el cual anunciaba de
antemano los sufrimientos de Cristo, y las glorias que vendrían tras ellos.” (1 Pedro
1:10-11). Debemos seguir con entusiasmo el modelo de estos hombres y mujeres
piadosos. Deberíamos estar obligados a estudiar la profecía, aunque sólo sea por
seguir el ejemplo de los santos piadosos en las Escrituras que reconocieron su
importancia.

2. Se promete una Bendición Especial a quienes Estudian


la Profecía y Prestan Atención a lo que Dice
En Apocalipsis 1:3, el Señor promete una bendición especial a los que estudian
el libro de Apocalipsis: " Bienaventurado el que lee, y los que oyen las palabras de
esta profecía, y guardan las cosas en ella escritas; porque el tiempo está cerca. ".
Este es el único libro de la Biblia que contiene esta promesa única y específica.
Por esta razón, el libro de Apocalipsis a menudo se ha llamado el "Libro de
bendiciones". La inclusión de esta bendición parece anticipar que muchos se
verían tentados a descuidar el estudio de la profecía bíblica, especialmente el
libro de Apocalipsis.
Apocalipsis contiene siete bendiciones esparcidas a lo largo de sus páginas
(1:3; 14:13; 16:15; 19:9; 20:6; 22:7; 22:14). La bendición en Apocalipsis 1:3 es la
primera y más completa. Es una bendición que cualquiera que lea puede
disfrutar.
Note que la bendición en Apocalipsis 1:3 es triple.
El que lee. En la iglesia primitiva, pocas personas tenían una copia personal de
las Escrituras, por lo que alguien las leía en voz alta a la gente. Hoy, esta bendición
se extiende a todos los que leen este gran clímax del programa profético de Dios.
Todos los que escuchan. El solo hecho de escuchar el libro de Apocalipsis — y
otras profecías de la Biblia — leer es una gran bendición en tiempos difíciles
como nuestro mundo moderno.
Todos los que obedecen. No solo es importante leer y escuchar la profecía
bíblica, sino también obedecer lo que está escrito. Debemos prestar atención
diligentemente y estar atentos a las señales del fin de los tiempos.
Cualquier creyente en Cristo puede recibir la bendición absoluta de Dios
simplemente leyendo, escuchando y prestando atención a las cosas escritas en
Apocalipsis y en las otras Escrituras que revelan la consumación de la historia
humana. ¿Por qué alguien querría perderse esta bendición?

3. Jesucristo es Objeto de Profecía

La profecía tiene que ver con Cristo. Comienza y termina en la persona y obra del
Salvador. Apocalipsis 19:10 dice: "Yo me postré a sus pies para adorarle. Y él me
dijo: Mira, no lo hagas; yo soy consiervo tuyo, y de tus hermanos que retienen el
testimonio de Jesús. Adora a Dios; porque el testimonio de Jesús es el
espíritu de la profecía.". La verdad de este versículo ciertamente se confirma
en las Escrituras. La primera profecía de la Biblia en Génesis 3:15 promete un
Libertador que aplastará la cabeza de la serpiente. La antigua profecía de Enoc
registrada en Judas 1:14-15 profetiza la segunda venida de Cristo. Desde Génesis
hasta Apocalipsis, la Biblia está llena de profecías que finalmente apuntan de
alguna manera al Salvador. Mire algunas de las formas en que Jesús se revela en
la profecía.
1. La Simiente de la Mujer que Aplastará la Cabeza de la Serpiente
(Génesis 3:15)
2. Shiloh ("Aquel a quien Pertenece el Cetro") (Génesis 49:10)
3. El Cordero Pascual (Éxodo 12; Juan 1:29; 1 Corintios 5:7)
4. La Estrella de Jacob (Números 24:17)
5. El Gran Sumo Sacerdote (Salmo 110)
6. El Profeta (Deuteronomio 18:18)
7. El Rey (2 Samuel 7; Lucas 1:32-33)
8. Consejero Maravilloso, Dios Fuerte, Padre Eterno, Príncipe de Paz
(Isaías 9:6)
9. Un Rey Justo (Isaías 32:1)
10. “Mi Siervo” (Isaías 53:2)
11. Un Varón de Dolores (Isaías 53:3)
12. La Piedra que fue Golpeada / La Roca que se Rompe (Daniel 2:31-
35)
13. El Hijo del Hombre (Daniel 7:13)
14. El Ungido (Daniel 9:25-26)
15. El Hijo que Gobernará el Mundo (Salmo 2)
16. "Mi Pastor", "Mi Compañero" (Zacarías 13:7)
17. El Señor del Templo (Malaquías 3:1)
18. La Resurrección y la Vida (Juan 11:25-27)
19. El Salvador Glorificado y Resucitado (Apocalipsis 1)
20. El Señor de la Iglesia (Apocalipsis 2-3)
21. El Cordero de Dios (Apocalipsis 5:6ss)
22. El Juez de las Naciones (Apocalipsis 6–11)
23. El Hijo Varón Nacido de Milagro (Apocalipsis 12)
24. El Rey que Viene (Apocalipsis 19)
25. El Señor del Cielo y de la Tierra (Apocalipsis 20-22)

Los Nombres y Títulos de Cristo en Apocalipsis


1. Jesucristo (1:1)
2. Testigo Fiel (1:5)
3. Primogénito de los Muertos (1:5)
4. Gobernante de los Reyes del Mundo (1:5)
5. Alfa y Omega (1:8; 22:13)
6. Quién Es y Quién Era y Quién ha de Venir, El Todopoderoso (1:8)
7. Hijo del Hombre (1:13)
8. El Primero y el Último (1:17; 2:8; 22:13)
9. El que Vive (1:18; 2:8)
10. El que Tiene las Siete Estrellas en su Mano Derecha (2:1)
11. El que Camina Entre los Siete Candeleros de Oro (2:1)
12. El de la Espada Aguda de Dos Filos (2:12)
13. El Hijo de Dios (2:18)
14. Aquel cuyos Ojos son como Llamas de Fuego, cuyos Pies son Como
Bronce Pulido (2:18)
15. El que Tiene los Siete Espíritus de Dios y las Siete Estrellas (3:1)
16. El que Es Santo y Verdadero (3:7)
17. El que Tiene la Llave de David (3:7)
18. El Amén (3:14)
19. El Testigo Fiel y Verdadero (3:14)
20. El Comienzo de la Creación de Dios (3:14)
21. El León que Es de la Tribu de Judá (5:5)
22. La Raíz de David (5:5; 22:16)
23. El Cordero (28 Veces)
24. Su Señor (11:8)
25. Un Hijo que Gobernará Todas Las Naciones con Vara de Hierro
(12:5)
26. Fiel y Verdadero (19:11)
27. La Palabra de Dios (19:13)
28. Rey de Reyes y Señor de Señores (19:16)
29. El Principio y el Fin (22:13)
30. La Estrella Respladeciente de la Mañana (22:16)

Estudiar la profecía bíblica es vital porque su esencia misma da testimonio de


Jesús.

4. La Profecía Nos Da una Perspectiva Adecuada en la


Vida
Hay una historia de un avión perdido sobre el océano en medio de un huracán.
El capitán decidió que era hora de informar a los pasajeros del dilema, por lo que
encendió el intercomunicador. "Tengo buenas y malas noticias", comenzó. “La
mala noticia es que nuestro sistema de orientación ha fallado y no tenemos forma
de saber dónde estamos o hacia dónde vamos. ¡La buena noticia es que nos lo
estamos pasando genial! " Mucha gente hoy en día es como la gente de ese avión.
Están pasando un buen rato, avanzando rápidamente por la vida, pero no tienen
ni idea de dónde están, en qué dirección van o dónde van a aterrizar. Como
resultado, carecen de una perspectiva adecuada sobre la vida y su atención se
centra solo en el día de hoy.
La profecía bíblica es importante porque nos dice el final de la historia. Es
nuestro sistema de guía y nos dice hacia dónde vamos. Revela que así como
nuestro mundo tuvo un comienzo definido en Génesis 1:1, también tendrá un
final. La historia no es una repetición interminable de reencarnaciones. Este
mundo no continuará para siempre a través de ciclos infinitos de historia. La
profecía bíblica nos revela que hay un final. Nos revela que hay un propósito y
una meta: para este mundo, para la creación, para la humanidad y para la vida
cotidiana.
Conocer esta verdad nos da significado, perspectiva y propósito y nos ayuda a
abrazar la esperanza en la vida. Si una persona realmente creyera que este
mundo continuaría para siempre sin un objetivo final, conduciría a la
desesperanza y la desesperación. Significaría que no habría existencia más allá
de la tumba, ni justicia suprema, ni ataduras de los cabos sueltos de la historia
humana. La profecía bíblica nos dice que hay un momento en que todo mal será
corregido y todo bien será recompensado. Hay una consumación de la historia
humana y de este mundo presente. La profecía bíblica es el vehículo que Dios nos
ha dado para revelar su plan para la historia y proporcionar una meta en nuestro
pensamiento sobre la vida y su significado y propósito últimos.

5. La Profecía nos Ayuda a Comprender toda la Biblia

Hay una historia sobre un predicador cuyos feligreses dijeron que era el mejor
que habían escuchado en desarmar la Biblia, pero el problema era que no podía
volver a armarla. Lamentablemente, esto describe a demasiados cristianos.
Muchos cristianos leen fielmente su Biblia, pero realmente no tienen idea de lo
que están leyendo porque carecen de un marco para entender las piezas y
colocarlas en el lugar adecuado.
Entender el plan de Dios para el futuro le da a la persona el mejor marco
posible para entender la Biblia desde Génesis hasta Apocalipsis. Como observa
Randall Price, "ser un estudiante de las Escrituras proféticas es ser un estudiante
de las Escrituras en su totalidad". Aunque ciertamente hay mucho que no
5

sabemos sobre el futuro, la profecía revela el plan de Dios para el pueblo judío,
las naciones gentiles y la iglesia de Jesucristo. La profecía bíblica aclara muchas
cosas en la Palabra de Dios y en el mundo que nos rodea. Una persona sin una
comprensión básica de la profecía se perderá en grandes secciones del Antiguo
Testamento y en varios libros del Nuevo Testamento, y tiene pocas esperanzas
de “manejar con precisión la palabra de verdad” (2 Timoteo 2:15).
6. La Profecía es una Herramienta para la Evangelización
He escuchado los testimonios de cientos de personas a lo largo de los años y me
sorprende la cantidad de personas que comenzaron a pensar en su relación con
Dios como resultado de la profecía bíblica. El primer libro cristiano que leen
muchos incrédulos es un libro sobre profecías bíblicas. Dios a menudo usa la
perspectiva de los últimos días y la venida de Cristo para despertar a las personas
a su necesidad de Cristo.
Este fenómeno no debería sorprendernos, porque la profecía bíblica fascina a
todos, incluso a los incrédulos. La gente de hoy tiene la sensación de que nuestro
mundo se está acercando a la "hora de cierre", que las cosas no están "como
siempre". La mayoría de la gente tiene las mismas preguntas básicas sobre el
futuro: ¿Qué va a pasar con el mundo? ¿Son estos los últimos días del mundo
como lo conocemos? ¿Jesús realmente regresará? ¿Sobrevivirá la raza humana
en el futuro? ¿Hay vida después de la muerte? ¿Son reales el cielo y el infierno?

La Biblia responde a todas estas preguntas sobre el futuro, y podemos y


debemos usar este conocimiento para compartir a Cristo con otros mientras Dios
abre la puerta a la oportunidad. Me gusta la forma en que Randall Price lo
expresa: “¿De qué sirve poder entender las siete cabezas descritas en Apocalipsis
13:1 si no usamos nuestra propia cabeza? ¿De qué sirve discernir los diez dedos
de Daniel 2:41-44 si no movemos nuestros propios dos pies? ¿Y qué valor tiene
saber acerca de la gran boca que habla mentira (Daniel 7:8; Apocalipsis 13:5), a
menos que abramos la boca y digamos la verdad? En cada generación donde la
profecía se ha proclamado correctamente, los resultados han sido una cosecha
de almas para la gloria de Dios ".
6

7. La Profecía Ayuda a Proteger a las Personas de la


Herejía
Desde los primeros días del cristianismo, las verdaderas enseñanzas de la iglesia
han sido atacadas y corrompidas por falsos maestros. Casi todos los libros del
Nuevo Testamento contienen al menos una sección que trata sobre las
enseñanzas falsas. Algunas de las secciones más notables son 2 Corintios 10-12;
Filipenses 3; 2 Timoteo 3; y Tito 1. En algunos casos, todo el libro está dedicado
casi por completo a combatir la enseñanza falsa y el estilo de vida corrupto que
produce (Gálatas; Colosenses; 1 Timoteo; 2 Pedro; y Judas).
En unos pocos casos, la enseñanza falsa que surgió en la iglesia primitiva se
refería a especulaciones sobre los últimos días y la venida de Cristo. En 2
Tesalonicenses 2, Pablo corrige una falsa enseñanza de que el Día del Señor ya
ha llegado. Luego, en el capítulo 3, ordena a algunas personas que vuelvan a
trabajar y dejen de molestar a los demás creyentes. Aparentemente, habían
aplicado la falsa enseñanza sobre el período de la Tribulación a sus vidas y
habían dejado de trabajar. En 2 Pedro 3, un grupo de burladores tomó la falsa
enseñanza en otra dirección, burlándose de la idea de que Jesús regresara.
Los mismos tipos de errores especulativos han continuado a lo largo de la
historia de la iglesia. William Miller fue un fijador de fechas que ganó muchos
seguidores al predecir que Jesús regresaría en 1843. Cuando Cristo no vino,
revisó la fecha a 1844. Desde la época de Miller ha habido cientos de fijadores de
fechas que han liderado multitudes de gente para vender sus pertenencias y
esperar a Jesús en pijama en la cima de alguna montaña. Más recientemente,
Harold Camping ha establecido fechas para el Rapto, en 1994 y 2011, solo para
demostrar que estaba equivocado.

Los testigos de Jehová a menudo apelan a las profecías bíblicas para ganarse
la atención. Mi esposa me dijo que, cuando vinieron a nuestra casa, su
llamamiento de apertura fue sobre las predicciones de la Biblia sobre las
condiciones futuras de la vida en la tierra. Los mormones tienen una visión
confusa, corrupta, pero muy atractiva de los últimos días y el más allá que atrae
a nuevos conversos cada año.
Los teonomistas, reconstruccionistas y partidarios de la teología del dominio
utilizan su visión posmilenialista de los últimos días para promover una agenda
proactiva, incluso militante, hacia la sociedad secular.
Hace años, un charlatán carismático llamado David Koresh atrajo a la gente a
su estilo extravagante del movimiento adventista principalmente por sus
enseñanzas sobre los últimos días. Sus diatribas sobre el fin del mundo, el
Armagedón y el juicio de Dios mantuvieron hechizados a sus seguidores. En el
momento de su muerte, estaba componiendo su propia visión retorcida de los
siete sellos en Apocalipsis 6–8.
El extraño culto de Heaven's Gate atrajo a sus seguidores a través de sus
extravagantes vistas sobre los últimos días, la vida extraterrestre y el cielo.
Tomarse el tiempo para estudiar las Escrituras y descubrir lo que realmente
dice puede ser de gran ayuda para prevenir la propagación de enseñanzas falsas
como estas. Una comprensión precisa de la profecía bíblica protege al pueblo de
Dios de quienes la abusan.

8. La Profecía nos Motiva a Vivir Vidas Piadosas a la Luz


de la Eternidad
Hace varios años, durante una sesión de preguntas y respuestas en una
conferencia sobre profecías, escuché a uno de los oradores decir: “Creo en las
tres P de la profecía bíblica. Soy Premilenial, Pretribulación y Preparado ". Me
gusta eso. Esa es realmente la clave. Lo que creemos es muy importante. Nunca
debemos minimizarlo. Todo este libro presenta lo que creo que la Biblia enseña
sobre el futuro. Si lo que creemos sobre el futuro no importa, entonces he
perdido mi tiempo y el tuyo. Dios pasó mucho tiempo y tinta diciéndonos qué
esperar en el futuro. Es importante. Pero si bien las doctrinas que sostenemos
son clave, es igualmente importante que nuestras doctrinas nos sostengan. Es
decir, deberían marcar una diferencia práctica en la forma en que vivimos cada
día. La profecía no fue dada para simplemente estimular nuestra imaginación o
captar nuestra atención. Dios tiene la intención de que la profecía cambie
nuestras actitudes y acciones para que estén más en línea con Su Palabra y Su
carácter.

Charles Dyer, un experto en profecías, enfatiza este propósito práctico de la


profecía bíblica: “Dios dio la profecía para cambiar nuestro corazón, no para
llenar nuestra cabeza con conocimiento. Dios nunca predijo eventos futuros solo
para satisfacer nuestra curiosidad sobre el futuro. Cada vez que Dios anuncia
eventos que son futuros, incluye con sus predicciones aplicaciones prácticas para
la vida. Los pronunciamientos de Dios sobre el futuro llevan consigo consejos
específicos para el 'aquí y ahora’”.
7

9. La Profecía Revela la Soberanía de Dios Sobre el


Tiempo y la Historia
Leí una historia una vez sobre una persona que fue a un psíquico, pero había un
letrero en la puerta que decía: "Cerrado debido a circunstancias imprevistas". No
hay circunstancias imprevistas con Dios. Él gobierna soberanamente sobre su
mundo. El Dios de la Biblia lo sabe todo (omnisciente), está presente en todas
partes (omnipresente) y posee todo el poder (omnipotente). Debido a que Él
sabe todas las cosas y está presente en todo momento y en todos los lugares,
tiene el poder de cumplir todas sus predicciones.
El Dios de la Biblia desafía a cualquier pretendiente a Su posición de
supremacía en el universo: solo el Dios verdadero puede predecir con precisión
el futuro. Considere lo que Dios dice sobre su capacidad para revelar el futuro:

"21 Alegad por vuestra causa, dice Jehová; presentad vuestras pruebas, dice el
Rey de Jacob. 22 Traigan, anúnciennos lo que ha de venir; dígannos lo que ha
pasado desde el principio, y pondremos nuestro corazón en ello; sepamos
también su postrimería, y hacednos entender lo que ha de venir. 23 Dadnos
nuevas de lo que ha de ser después, para que sepamos que vosotros sois dioses;
o a lo menos haced bien, o mal, para que tengamos qué contar, y juntamente
nos maravillemos. 24 He aquí que vosotros sois nada, y vuestras obras
vanidad; abominación es el que os escogió.”.
ISAÍAS 41:21-24

[El Señor dice] “He aquí se cumplieron las cosas primeras, y yo anuncio cosas
nuevas; antes que salgan a luz, yo os las haré notorias.".
ISAÍAS 42:9

Esto es lo que dice el Señor: el Rey y Redentor de Israel, la L ORD de los Ejércitos
Celestiales:

“6 Así dice Jehová Rey de Israel, y su Redentor, Jehová de los ejércitos: Yo soy
el primero, y yo soy el postrero, y fuera de mí no hay Dios. 7 ¿Y quién
proclamará lo venidero, lo declarará, y lo pondrá en orden delante de mí, como
hago yo desde que establecí el pueblo antiguo? Anúncienles lo que viene, y lo
que está por venir. 8 No temáis, ni os amedrentéis; ¿no te lo hice oír desde la
antigüedad, y te lo dije? Luego vosotros sois mis testigos. No hay Dios sino yo.
No hay Fuerte; no conozco ninguno."
ISAÍAS 44:6-8
8 Acordaos de esto, y tened vergüenza; volved en vosotros, prevaricadores. 9
Acordaos de las cosas pasadas desde los tiempos antiguos; porque yo soy Dios,
y no hay otro Dios, y nada hay semejante a mí, 10 que anuncio lo por venir
desde el principio, y desde la antigüedad lo que aún no era hecho; que digo: Mi
consejo permanecerá, y haré todo lo que quiero; 11 que llamo desde el oriente
al ave, y de tierra lejana al varón de mi consejo. Yo hablé, y lo haré venir; lo he
pensado, y también lo haré.
ISAÍAS 46:8-11

20 Y te desposaré conmigo en fidelidad, y conocerás a Jehová.


21 En aquel tiempo responderé, dice Jehová, yo responderé a los cielos, y ellos
responderán a la tierra. 22 Y la tierra responderá al trigo, al vino y al aceite,
y ellos responderán a Jezreel.
DANIEL 2:20-22

Mi palabra favorita en el libro de Apocalipsis es la palabra Todopoderoso que


describe a Dios ocho veces. La palabra griega traducida como "Todopoderoso" es
pantokrator. Se compone de dos palabras griegas: pantos, que significa "todo" o
"todo", y kratein, que significa "sostener". Esta palabra compuesta describe a un
Dios que tiene todo en sus manos. Las profecías de Apocalipsis confirman que
Dios tiene sus manos sobre todo. Él es el Todopoderoso.
La profecía bíblica prueba más allá de cualquier sombra de duda que Dios es
el Dios verdadero, ¡el único que gobierna el tiempo y la historia! Él no solo
gobierna las edades, sino que también controla los eventos en la vida de cada
persona. ¡Qué consuelo y aliento saber que Dios tiene Sus manos en cada área de
tu vida!

10. La Profecía Prueba la Verdad de la Palabra de Dios


Un antiguo proverbio chino dice: "Es muy difícil profetizar, especialmente sobre
el futuro". Pero cientos de profecías se han cumplido exactamente como dice la
Biblia, lo cual es una prueba absoluta de que la Biblia es la Palabra inspirada del
Señor Soberano. Según el estudioso de la profecía John Walvoord, la Biblia
contiene alrededor de mil profecías de las cuales unas quinientas ya se han
cumplido. La Biblia tiene un historial asombroso del 100 por ciento de precisión
el 100 por ciento del tiempo. Está bateando 1.000.

Así como la profecía bíblica establece que Dios es el Dios verdadero, también
prueba que la Palabra de Dios es la Palabra verdadera. Aquí hay cinco ejemplos
de algunas profecías asombrosas que separan la Biblia de cualquier otro libro
jamás escrito y demuestran la inspiración divina de la Biblia.

Rey Ciro de Persia


El profeta hebreo Isaías escribió durante la Edad de Oro de los profetas hebreos,
alrededor del 700 a. C. En sus escritos, Isaías identificó a un rey Medopersa por
su nombre: "Ciro". Pero Cyrus no se convirtió en rey durante casi 150 años. Sus
conquistas comenzaron alrededor del 550 a. C. y culminaron cuando tomó la
ciudad de Babilonia en octubre de 539 a. C. Isaías nombra a Ciro en Isaías 44:28
y 45:1. Isaías 45:2-6 continúa prediciendo las conquistas de Ciro y su
restauración del pueblo judío a su tierra. Isaías 44:28 predice específicamente la
restauración de los judíos a su tierra y su adoración en el templo: “Cuando yo
diga de Ciro, 'Él es mi pastor', ciertamente hará lo que yo digo. Él mandará,
'Reconstruir Jerusalén'; él dirá: 'Restaura el templo'”. Isaías no solo predijo el
surgimiento de Ciro, sino que previó la destrucción del templo judío, la
deportación del pueblo a Babilonia y su regreso a su tierra. Todo esto se cumplió
completamente unos 160 años después (2 Crónicas 36:22-23; ver también
Esdras 1:1-11).
Cuatro Grandes Imperios Mundiales en Sucesión
Alrededor del 530 a. C., el profeta Daniel predijo que habría cuatro grandes
poderes gentiles que gobernarían el mundo en sucesión: Babilonia, Persia, Grecia
y Roma (Daniel 2 y 7). Sorprendentemente, ha habido cuatro, y solo cuatro,
imperios mundiales. Por mucho que otros lo hayan intentado desde la caída del
Imperio Romano, siempre han fallado en su deseo de gobernar el mundo. La
Palabra de Dios se erige como el yunque de la verdad.

La Caída de Nínive
Entre 650 y 640 a. C. Dios le reveló una profecía asombrosa a Nahum. Dios le
mostró que la gran ciudad de Nínive, la capital del Imperio asirio, sería destruida.
Además, Dios detalló exactamente cómo ocurriría la devastación. La historia
registra que en el año 612 a.C. todas estas predicciones se cumplieron
exactamente. Los babilonios y medos invadieron, saquearon y destruyeron por
completo la poderosa ciudad de Nínive. Considere estas doce predicciones
específicas del libro de Nahum y su cumplimiento histórico preciso.

PROFECÍA # 1 LAS FORTALEZAS ASIRIAS QUE RODEAN LA CIUDAD SERÍAN


FÁCILMENTE CAPTURADAS (3:12).
Cumplimiento: Según la Crónica de Babilonia, las ciudades fortificadas que
rodean Nínive comenzaron a caer en el 614 a. C.
PROFECÍA # 2 LOS NINIVITAS ASISTIDOS PREPARARÍAN LADRILLOS Y
MORTEROS PARA MUROS DE DEFENSA DE EMERGENCIA (3:14).
Cumplido: El foso en las ruinas de Nínive todavía está lleno de fragmentos de
ladrillos de barro tomados de las paredes rotas de Nínive.
PROFECÍA # 3 LAS PUERTAS DE LA CIUDAD SERÍAN DESTRUIDAS (3:13).
Cumplido: La peor parte del ataque llegó contra la puerta Hatamti en la esquina
noroeste de la ciudad.
PROFECÍA # 4 EN LAS HORAS FINALES ANTES DEL ATAQUE, LOS
NINIVITAS ESTARÍAN BORRACHOS (1:10; 3:11).
Cumplido: Diodorus Siculus, en su Bibliotheca Historica (ca. 20 aC), dice que los
soldados asirios estaban borrachos y de juerga cuando se produjo un ataque
inesperado por la noche.
PROFECÍA # 5 LOS NINIVITAS SERÍA DESTRUIDO POR UNA INUNDACIÓN
(1:8; 2:6, 8).
Cumplido: los historiadores antiguos (Diodoro y Jenofonte) informan que las
fuertes lluvias del 612 a. C. provocaron que un río cercano se desbordara,
rompiendo parte de las murallas de Nínive e inundando la ciudad.
PROFECÍA # 6 LOS NINIVITAS SERÍA DESTRUIDA POR EL FUEGO (1:10;
2:13; 3:15).
Cumplido: las excavaciones arqueológicas en Nínive han revelado madera
carbonizada, carbón vegetal y una capa de ceniza de dos pulgadas.
PROFECÍA # 7 EL PUEBLO DE NINTVE SERÍA MASACRADO (3:3).
Cumplida: Según Diodoro, la matanza fuera de la ciudad fue tan grande que la
sangre cambió el color de un arroyo cercano durante bastante distancia.
PROFECÍA # 8 LA CIUDAD SERÍA SAQUEADA (2:9-10).
Cumplido: Según la Crónica de Babilonia, "Se llevaron grandes cantidades de
botín de la ciudad, incalculables".
8

PROFECÍA # 9 EL PUEBLO DE NINIVE TRATARÍA DE ESCAPAR (2:8).


Cumplido: El rey de la ciudad envió a sus tres hijos y dos hijas lejos de la ciudad
con un gran tesoro a un súbdito vecino amigo.
PROFECÍA # 10 LOS SOLDADOS NINIVITAS SE CONVERTIRÍAN EN
COBARDES Y HUIRIÁN (3:17).
Cumplido: La Crónica de Babilonia dice que el ejército asirio abandonó al rey.
PROFECÍA # 11 LOS ÍDOLOS DE NINIVIE SERÍAN DESTRUIDOS (1:14).
Cumplido: Las estatuas de la diosa Ishtar se encontraron decapitadas entre los
escombros de las ruinas de Nínive.
PROFECÍA # 12 LA DESTRUCCIÓN DE NINIVIE SERÍA FINAL. NUNCA SERÍA
RECONSTRUIDO (1:9, 14).
Cumplimiento: Muchas ciudades antiguas fueron reconstruidas y ocupadas de
nuevo después de haber sido destruidas, algunas varias veces (Samaria,
Jerusalén), pero no Nínive.9

Las ruinas de Nínive en el Iraq moderno son un testimonio mudo de la


soberanía del imponente Dios de la profecía.
El Cautiverio Babilónico de Judá durante Setenta Años
El profeta Jeremías (627–582 a. C.) profetizó que los babilonios llevarían cautivo
al pueblo inicuo de Judá y que su cautiverio duraría setenta años, tiempo durante
el cual la tierra de Judá reposaría.

[El Señor dice:] “10 Y haré que desaparezca de entre ellos la voz de gozo y la
voz de alegría, la voz de desposado y la voz de desposada, ruido de molino y
luz de lámpara. 11 Toda esta tierra será puesta en ruinas y en espanto; y
servirán estas naciones al rey de Babilonia setenta años.".
JEREMÍAS 25:10-11

Esto es lo que dice el Señor: “Porque así dijo Jehová: Cuando en Babilonia se
cumplan los setenta años, yo os visitaré, y despertaré sobre vosotros mi buena
palabra, para haceros volver a este lugar.”.
JEREMÍAS 29:10
Esta profecía específica se dio décadas antes de que ocurriera el evento. El
pueblo fue llevado al cautiverio en 605 a. C. por Nabucodonosor de Babilonia y
se les permitió regresar a Judea en 538 a. C. Teniendo en cuenta el tiempo que le
tomaría a la gente regresar, plantar y cosechar, la tierra descansó durante
setenta años. El cumplimiento se registra en 2 Crónicas 36:20-21:

Los pocos que sobrevivieron fueron llevados como exiliados a Babilonia, y


se convirtieron en siervos del rey y de sus hijos hasta que el reino de Persia
llegó al poder.
Así se cumplió el mensaje de la L ORD hablado por medio de Jeremías. La
tierra finalmente disfrutó de su reposo sabático, y quedó desolada hasta que
se cumplieron los setenta años, tal como había dicho el profeta.
La Destrucción de Tiro
En el 585 a. C., Ezequiel profetizó la ruina de la antigua ciudad de Tiro, primero
por el rey babilónico, Nabucodonosor (Ezequiel 26:7-11), y luego finalmente por
el monarca griego, Alejandro el Grande (26:12-14). En Ezequiel 26:12 el profeta
cambia del singular "él" (Nabucodonosor) al plural "ellos". Este cambio apunta
hacia las “muchas naciones” del versículo 3 que vendrán contra Tiro. En este
contexto, "ellos" se refiere claramente a Alejandro el Grande, quien devastó y
saqueó Tiro en el 332 a. C. Ezequiel predijo la llegada de Alejandro contra Tiro
253 años antes de que ocurriera el ataque.

12 Y robarán tus riquezas y saquearán tus mercaderías; arruinarán tus


muros, y tus casas preciosas destruirán; y pondrán tus piedras y tu madera y
tu polvo en medio de las aguas. 13 Y haré cesar el estrépito de tus canciones, y
no se oirá más el son de tus cítaras.14 Y te pondré como una peña lisa;
tendedero de redes serás, y nunca más serás edificada; porque yo Jehová he
hablado, dice Jehová el Señor.
EZEQUIEL 26:12-14
Alejandro el Grande arrasó la ciudad continental y la fortaleza de la isla en el
332 a. C. Lo hizo construyendo una calzada para transportar a sus tropas desde
el continente hasta la ciudad isleña. Fue construido con piedras y madera de la
destrucción de la ciudad vieja de Tiro en el continente. Esto cumplió la profecía
de Ezequiel de que las mismas piedras, maderas y polvo de la ciudad serían
arrojados “al agua” (Ezequiel 26:12). Ninguna profecía del Antiguo Testamento
se cumplió más dramáticamente. Es un recordatorio sobrio para todas las
naciones, incluido Estados Unidos, de que ningún poder puede prosperar en
última instancia sin Dios.

Profecías sobre Tiro


Muchas Naciones Vendrían Contra Tiro (Ezequiel 26:3).
Los Muros de Tiro serían Derribados (Ezequiel 26:4).
Le Quitarían el Polvo y la Dejarían como una Roca Desnuda (Ezequiel 26:4).
Tiro Sería un lugar para Tender Redes (Ezequiel 26:5).
Nabucodonosor, Rey de Babilonia, Construiría un Muro de Asedio alrededor de
Tiro (Ezequiel 26:8).
Nabucodonosor Saquearía la Ciudad (Ezequiel 26:9-12).
Vendrían Otras Naciones y las Piedras, la Madera, los Escombros y la Tierra de Tiro
Serían Arrojados al Mar (Ezequiel 26:12).
La Ciudad Nunca Sería Reconstruida (Ezequiel 26:14).
El Matemático Peter Stoner dice que la Probabilidad de que se Cumpla Toda la
Profecía de Tiro, teniendo en cuenta Todos los Detalles, Es de Uno en
Cuatrocientos Millones. 10

Conclusión

Estas son solo cinco de las quinientas profecías bíblicas que se han cumplido. La
historia y el cumplimiento de la profecía han probado que la Biblia es confiable
y defendible.
Jesús nos recuerda que la profecía demuestra la verdad de la Palabra de Dios
y también demuestra que Él es: “Desde ahora os lo digo antes que suceda, para que
cuando suceda, creáis que yo soy.” (Juan 13:19). Repitió la misma idea un capítulo
después: “Y ahora os lo he dicho antes que suceda, para que cuando suceda, creáis.”
(Juan 14:29). Predecir los eventos antes de que sucedan es la prueba de que la
Biblia es la Palabra de Dios infalible e inspirada. Más que eso, es la base
fundamental para creer en Jesús.
CAPITULO 2

¿Qué es un Profeta?

EN EL TIEMPO que la Biblia fue escrita, el 27 por ciento de su contenido fue


profético. Este solo hecho hace que el conocimiento de la profecía bíblica sea
indispensable para cualquiera que desee comprender de qué se trata la Biblia.
Sin embargo, este hecho también presenta un desafío bastante abrumador.
Comprender y digerir todo este material es como desenredar un nudo de cuerda.
¿Dónde empezamos? ¿Qué es la profecía bíblica? ¿Quién o qué es un profeta?
Para muchas personas, la profecía bíblica es solo el aspecto negativo y
catastrófico de la Biblia acerca de cómo Dios va a destruir todo algún día. ¿Y
profetas? Son esas personas extrañas, que visten ropas extrañas, comen comidas
extrañas, predican sermones extraños y hacen cosas extrañas que nadie
entiende. La imagen popular de un profeta es la de un viejo sabio crujiente
mirando una bola de cristal o un lunático de ojos locos con un caso grave de
cabecera.
Debido a que este libro trata sobre la profecía bíblica, debemos familiarizarnos
con los hombres y mujeres que la Biblia llama profetas y profetisas. ¿Quiénes
son? ¿Qué dijeron? ¿Cómo se identificaron?

Los Títulos de un Profeta


Los títulos de cualquier trabajo pueden revelar mucho sobre una persona y lo
que hace. La gente me llama pastor, maestro, ministro, anciano, reverendo o, a
veces, algunos nombres que no puedo repetir aquí. La mayoría de estos títulos
dan una idea del ministerio que cumplo. Asimismo, en la Biblia aparecen varios
títulos de profeta que pueden ayudarnos a comprender quién fue el profeta y qué
hizo.
Términos y títulos del Antiguo Testamento
Las traducciones al inglés del Antiguo Testamento usan cinco títulos principales
para aquellos que hablaron en nombre de Dios. Si bien cada uno de estos
términos se usa para aquellos que ocuparon el cargo de profeta, cada uno
enfatiza un aspecto diferente de la descripción del trabajo del profeta.
 Profeta: este título, el más comúnmente utilizado, enfatiza que la
persona era un portavoz autorizado de Dios.
 Vidente: esta palabra se enfoca en la forma en que el profeta recibió
el mensaje de Dios.
 Hombre de Dios: este título identifica al profeta como alguien que
conocía a Dios y que fue comisionado por Dios para una misión
específica.
 Siervo del Señor: este término enfatiza la estrecha relación entre Dios
y su fiel mensajero.
 Mensajero del Señor: este término enfatiza la misión y el mensaje más
que la persona. Un profeta fue enviado como mensajero de Dios para
entregar Su Palabra.

Las tres principales palabras hebreas del Antiguo Testamento se traducen


como "profeta" o "vidente". El tercero es el que más se utiliza.

1. ro'eh: doce veces


2. hozeh: dieciocho veces

Ambas palabras son términos "reveladores". Ambos provienen de palabras


que básicamente significan "ver, mirar o contemplar". El profeta o vidente, por
lo tanto, es alguien que puede ver cosas que otros no pueden ver. El profeta es
alguien a quien Dios revela directa y exclusivamente Su palabra y Su voluntad,
generalmente a través de sueños o visiones.

3. nabbi ': Casi seiscientas veces (tanto sustantivo como verbo)


El término nabbi 'se refiere principalmente a alguien que habla por otra
persona, alguien que es una "boca" para otra persona (ver Éxodo 7:1). Siempre
que Dios les asigna a los profetas una tarea específica, la tarea siempre se enfoca
en hablar el mensaje de Dios. Por lo tanto, el significado básico del término nabbi
' es “hablar el mensaje de Dios”, ser un “orador de Dios” o “alguien que es un
vocero de Dios” (cf. Deuteronomio 18:18; Isaías 1:20; Jeremías 1:7). El nabbi ' era
un “predicador divinamente inspirado” que hablaba fielmente el mensaje que
Dios había revelado: el profeta hablaba cuando Dios hablaba.

La Relación Entre "Profeta" y "Vidente" 11

Profeta Vidente
Concepto Portavoz Uno que "ve"
basico
Proclamación de la revelación Recepción de la Revelación
Atención
divina Divina
Énfasis Salida (lo que hace) Entrada (cómo lo sabe)

Términos y Títulos del Nuevo Testamento


El término principal en el Nuevo Testamento para un profeta o profetisa es el
sustantivo griego profetas y el verbo profetuo. La palabra, como su contraparte
del Antiguo Testamento, se refiere a alguien que habla por Dios, alguien que
habla la palabra y la voluntad de Dios. El profeta del Nuevo Testamento llevó la
Palabra de Dios a su prójimo.

Los Rasgos de un Profeta


Los profetas son individuos sobresalientes en las Escrituras. Fue un gran y
distintivo honor ser profeta del Dios viviente. Por eso había tantos falsos profetas
en Israel. Los profetas ungieron reyes, realizaron milagros y predijeron el futuro.
Al mismo tiempo, la asignación de un profeta también podría traer gran
peligro, dificultad e incluso la muerte. El profeta fue llamado a hablar el mensaje
intransigente de Dios a un pueblo a menudo rebelde. Esto con frecuencia trajo
reproche, oposición, crítica e incluso ejecución al profeta de Dios. No cualquiera
puede ser profeta. Se requerían por lo menos dos requisitos principales de un
verdadero profeta de Dios.

1. El Profeta debe ser Llamado


A diferencia de los reyes y sacerdotes, el hijo de un profeta no siguió
automáticamente los pasos de su padre. Los profetas no heredaron sus trabajos
al nacer en una tribu o familia profética. Cada profeta o profetisa fue seleccionado
y llamado por Dios a una obra específica que Dios tenía que realizar. Este llamado
divino es lo que convirtió a una persona en un verdadero profeta, y la falta de un
llamado convirtió a una persona en un falso profeta. Estos son solo algunos
ejemplos del llamado divino de un profeta.

 Dios llamó a Moisés a través de la zarza ardiente (ver Éxodo 3:4).


 Dios llamó a Isaías a través de una visión del Señor alto y exaltado en
el templo (ver Isaías 6).
 Dios llamó a Jeremías cuando Jeremías todavía estaba en el vientre de
su madre (ver Jeremías 1:5).
 Dios llamó a Ezequiel cerca del río Kebar en Babilonia (ver Ezequiel
1:1; 2:2-3).
 Dios llamó a Amós, quien lo recordó así: “14 Entonces respondió
Amós, y dijo a Amasías: No soy profeta, ni soy hijo de profeta, sino que
soy boyero, y recojo higos silvestres. 15 Y Jehová me tomó de detrás del
ganado, y me dijo: Ve y profetiza a mi pueblo Israel.”
(Amós 7:14-15).

2. El Profeta debe ser Valiente


Los rigores y responsabilidades de un profeta exigían un tipo de persona
especial. Por encima de todo, tenía que ser una persona audaz. Los profetas
experimentaron persecución y alabanza, tanto elogios como antagonismo. Solo
piense en las asignaciones de trabajo de algunos de los profetas.
 La primera tarea de Samuel fue informar al sumo sacerdote Elí que
Dios había rechazado a la familia de Elí (ver 1 Samuel 3:4-18).
 Natán tuvo que confrontar a David sobre su pecado con Betsabé y el
asesinato de su esposo (ver 2 Samuel 12:1-12).
 Gad hizo que David eligiera uno de los tres castigos por su censo
pecaminoso (ver 2 Samuel 24:10-17).
 Elías advirtió al rey Acab sobre una terrible sequía y hambre (véase 1
Reyes 17:1).
 Jonás tuvo que llamar a la malvada ciudad de Nínive al
arrepentimiento (ver Jonás 1:2; 3:1-2).

León Wood, erudito del Antiguo Testamento, resume el valor que necesita un
profeta.

Los profetas tenían que ser personas de carácter sobresaliente, grandes


mentes y almas valientes. Tenían que ser así por naturaleza y luego, estando
dedicados a Dios, se hicieron aún mayores por las tareas y provisiones
especiales que se les asignaban. Así se convirtieron en los gigantes de Israel,
los formadores de la opinión pública, los líderes durante los días de
oscuridad, personas distinguidas de todos los que les rodeaban, ya sea en
Israel o en las demás naciones de la época. 12
Las Tareas de un Profeta

Cuando la mayoría de la gente piensa en un profeta, inmediatamente piensa en


sueños dramáticos y bestias apocalípticas. La imagen común de un profeta es la
de un predictor. Este aspecto del ministerio del profeta a menudo se llama
predicción. El profeta era el portavoz y portavoz de Dios para predecir y
anticipar el futuro de Israel y las naciones. Los profetas bíblicos predijeron el
futuro con 100 por ciento de precisión y anunciaron la venida del Mesías, la
venida del Anticristo y el fin del mundo.
Este libro se centra en las profecías bíblicas aún futuras que aún no se han
cumplido. Sin embargo, los profetas también tenían un mensaje poderoso y
pertinente para la gente de su época. El profeta hizo eco del mensaje de Dios a su
propia generación. Este aspecto del ministerio del profeta a veces se llama
narración.
Tanto en la predicción como en la predicación, el propósito del profeta era el
mismo. Ya sea que el profeta estuviera prediciendo eventos futuros
(prediciendo) o hablándole a la gente del presente (prediciendo), el objetivo era
llamar a las personas a confiar en el Señor, obedecer Su Palabra y someterse a Su
voluntad para sus vidas. El ministerio del profeta era llamar a las personas a vivir
sus vidas de acuerdo con la ley de Dios.
Incluso en la narración, el elemento de la predicción siempre está presente
hasta cierto punto. Cuando los profetas hablaron a la gente sobre situaciones
actuales, siempre hubo advertencias y ánimos sobre el futuro incluidos en el
mensaje. Casi todos los profetas aparecen por primera vez como predictores. La
predicción parece ser el corazón mismo de ser un profeta (ver Deuteronomio
18:20-22).
Con esto en mente, veamos los tipos de mensajes que los profetas le dieron al
pueblo de Dios. En las Escrituras, los profetas llevaron a cabo al menos cinco
misiones específicas al anunciar el mensaje de Dios a la gente de su época. Si bien
esta parte de la profecía no es el tema central de este libro, consideremos
brevemente estos cinco aspectos.
Primero, los profetas fueron reformadores. Constantemente llamaron a la
gente a obedecer la ley de Dios. Los profetas fueron predicadores éticos que
denunciaron todos los males morales, religiosos y sociales del momento. El
profeta de Dios fue llamado a reprender sin temor la idolatría; Infidelidad
marital; opresión de los pobres y necesitados; injusticia; y corrupción social,
moral y política. Los profetas llamaron a la gente a volverse de sus caminos
pecaminosos para volver a la conformidad con la Palabra de Dios.
En segundo lugar, los profetas se enfrentaron a los reyes y desempeñaron un
papel de estadista en los asuntos nacionales. Curiosamente, los dos primeros
reyes de Israel, Saúl y David, también fueron profetas. Pero los dos roles, incluso
en ese día, estaban claramente separados. El profeta Samuel confrontó a Saúl por
su desobediencia (ver 1 Samuel 15:13-23), y el profeta Natán confrontó a David
cuando cometió asesinato y adulterio (ver 2 Samuel 12:1-15).
Tercero, los profetas sirvieron como atalayas entre la gente. Dios levantó a los
profetas para señalar la apostasía religiosa y advertir del juicio por no apartarse
de él.
“Hijo de hombre, te he nombrado centinela de Israel. Siempre que recibas un
mensaje mío, avisa a la gente de inmediato” (Ezequiel 3:17).
“Ahora, hijo de hombre, te haré centinela del pueblo de Israel. Por tanto,
escuchen lo que digo y adviértanme” (Ezequiel 33:7).
Cuarto, los profetas oraron por el pueblo de Dios. Si bien los sacerdotes eran
los principales intercesores del pueblo al ofrecer sacrificios, los profetas también
asumieron este papel, pero sin actividad sacrificial ni ceremonial. Vemos
profetas orando por las necesidades de la gente en numerosas ocasiones.

1 Reyes 13:6 Un hombre de Dios anónimo oró por el rey Jeroboam.


1 Reyes 17:17-24 Elías oró por el hijo de la viuda.
2 Reyes 4:18-37 Eliseo oró por el hijo de la mujer de Sunem.
Jeremías 7:16; 14:7 Jeremías oró continuamente por la misericordia de Dios
para la nación rebelde.
Amós 7:2 Amós le pidió a Dios que perdonara a la gente.

Quinto, los profetas consolaron y animaron al pueblo de Dios. Los profetas a


menudo son caricaturizados como "apocalípticos" que dedicaron todo su tiempo
a criticar a las personas por sus pecados. Esta fue sin duda una parte principal de
su llamamiento, pero un profeta también consoló y consoló. Primera de Corintios
14:3 dice: "El que profetiza fortalece a los demás, los anima y los consuela". Dios
llamó a los profetas una y otra vez para recordarle a la gente su fidelidad, amor,
misericordia y compasión. Al instar al pueblo a conformar sus vidas a la ley, Dios
usó a los profetas para edificar y animar al pueblo del Señor.

En Isaías 40:1-2, el Señor le dice al profeta Isaías: “1 Consolaos, consolaos,


pueblo mío, dice vuestro Dios. 2 Hablad al corazón de Jerusalén; decidle a voces
que su tiempo es ya cumplido, que su pecado es perdonado; que doble ha recibido
de la mano de Jehová por todos sus pecados.". El profeta Nahum, cuyo nombre
significa "consuelo" o "consuelo", fue levantado por Dios para consolar a la
nación de Israel. Pero traer ese consuelo implicó predecir y anticipar la salvaje
destrucción de la malvada ciudad de Nínive. (A menudo se llama Nahum el libro
que a Jonás le gustaría haber escrito). En los tres capítulos del libro, el juicio y el
consuelo se presentan claramente uno al lado del otro. Este dualismo no es
exclusivo de Nahum. Si bien casi todos los profetas hablaron un mensaje que
involucra el juicio de Dios y la ira sobre los que no se arrepienten, también
cerraron sus mensajes con la promesa de un futuro glorioso en el reino
mesiánico. Entonces, incluso en medio del juicio, hay un hermoso mensaje de
esperanza, consuelo y aliento. Hobart Freeman resume la tarea del profeta
bíblico.

Los profetas reprendieron con valentía el vicio, denunciaron la corrupción


política, la opresión, la idolatría y la degeneración moral. Eran predicadores
de justicia, reformadores y avivadores de la religión espiritual, así como
profetas del juicio o bendición futuros. Fueron levantados en tiempos de
crisis para instruir, reprender, advertir y consolar a Israel, pero entretejidos
con su enseñanza ética y moral se encuentran numerosas predicciones de
eventos futuros relacionados con Israel, las naciones y el reino mesiánico. 13

Los Temas de un Profeta


Dios usó profetas y profetisas en muchas ocasiones para entregar Su mensaje.
Los mensajes fueron tan diversos como las situaciones a las que se enfrentaron
los profetas. Sin embargo, varios temas clave se repiten a lo largo de los mensajes
proféticos con una regularidad asombrosa.
1. Sentencia Inminente
Una diatriba constante de los profetas fue que Dios hará llover Su juicio sobre
aquellos que no se arrepientan de sus malos caminos. El juicio de Dios alcanzará
su punto culminante durante la próxima Tribulación o Día del Señor, del que los
profetas hablaron con tanta frecuencia.
2. Justicia Social
Los profetas llamaron repetidamente a la gente a practicar la justicia y la
compasión.
3. Condena de la Idolatría
El pueblo de Israel se unió a los ídolos una y otra vez. Uno de los temas
principales de los profetas fue llamar a la gente a que abandonaran sus dioses
falsos y se volvieran con fe y dependencia al único Dios verdadero.
4. La Venida de un Mesías y su Reino
Los profetas hablaron constantemente de la venida de un Mesías y de la futura
liberación y Reino que traería. Este mensaje de esperanza y consuelo se entreteje
a través de todos los profetas. La primera profecía que anuncia un libertador
venidero se encuentra en Génesis 3:15. Cientos de años después, las profecías
agregaron detalles sobre quién sería y qué haría. Más de cien profecías se
cumplieron en el primer advenimiento de Cristo, mientras que cientos más
esperan su cumplimiento en su segunda venida. La siguiente es una lista de
cuarenta y cinco de las profecías mesiánicas más importantes que se cumplieron
durante el primer advenimiento de Cristo.

1. Nació de una mujer (ver Génesis 3:15; Gálatas 4:4).


2. Era descendiente de Abraham (ver Génesis 12:3, 7; Mateo 1:1; Gálatas
3:16).
3. Era de la tribu de Judá (ver Génesis 49:10; Hebreos 7:14; Apocalipsis 5:5).
4. Él era de la casa o familia de David (ver 2 Samuel 7:12-13; Lucas 1:31-33;
Romanos 1:3).
5. Nació de una virgen (véase Isaías 7:14; Mateo 1:22-23).
6. Fue llamado Emanuel (véanse Isaías 7:14; Mateo 1:23).
7. Tuvo un precursor (ver Isaías 40:3-5; Malaquías 3; Mateo 3:1-3; Lucas 1:
76-78).
8. Nació en Belén (ver Miqueas 5:2; Mateo 2: 5-6; Lucas 2:4-6).
9. Fue adorado por hombres sabios y recibió dones (ver Salmo 72:10-11;
Isaías 60:3, 6, 9; Mateo 2:11).
10. Estuvo en Egipto por una temporada (ver Oseas 11:1; Mateo 2:15).
11. Su lugar de nacimiento era un lugar donde se sacrificaba a los niños (ver
Jeremías 31:15; Mateo 2:16-18).
12. Tenía celo por el Padre (ver Salmo 69:9; Juan 2:17; Juan 6:37-40).
13. Estaba lleno del Espíritu de Dios (ver Isaías 11:2; Lucas 4:18-19).
14. Fue un sanador poderoso (ver Isaías 35:5-6; 61:1; Mateo 8:16-17).
15. Ministró a los gentiles (véase Isaías 9:1-2; 42:1-3; Mateo 4:13-16; 12:
17-21).
16. Habló en parábolas (ver Isaías 6:9-10; Mateo 13:10-15).
17. Fue rechazado por el pueblo judío (ver Salmo 69:8; Isaías 53:3; Juan
1:11; 7:5).
18. Hizo una entrada triunfal a Jerusalén montado en un asno (ver Zacarías
9:9; Mateo 21:4-5).
19. Fue alabado por niños pequeños (ver Salmo 8:2; Mateo 21:16).
20. Él era la piedra angular rechazada (ver Salmo 118: 22-23; Mateo 21:42).
21. Sus milagros no fueron creídos (ver Isaías 53:1; Juan 12:37-38).
22. Su amigo lo traicionó por treinta piezas de plata (ver Salmo 41: 9;
Zacarías 11: 12-13; Mateo 26:14-16, 21-25).
23. Era un Varón de Dolores (véase Isaías 53: 3; Mateo 26:37-38).
24. Sus discípulos lo abandonaron (véase Zacarías 13:7; Mateo 26:31, 56).
25. Fue golpeado y escupido (véase Isaías 50:6; Mateo 26:67; 27:26).
26. El dinero de su traición se utilizó para comprar un campo de alfarero
(ver Zacarías 11:12-13; Mateo 27:9-10).
27. Fue ejecutado mediante la perforación de Sus manos y pies (ver Salmo
22:16; Zacarías 12:10; Juan 19:34, 37).
28. Fue crucificado entre criminales (ver Isaías 53:12; Mateo 27:38).
29. Se le dio a beber vinagre (véase Salmo 69:21; Mateo 27:34).
30. Sus vestidos estaban divididos y los soldados jugaban por ellos (ver
Salmo 22:18; Lucas 23:34).
31. Fue rodeado y ridiculizado por enemigos (ver Salmo 22: 7-8; Mateo 27:
39-44).
32. Tenía sed en la cruz (ver Salmo 22:15; Juan 19:28).
33. Encomendó Su espíritu al Padre (ver Salmo 31: 5; Lucas 23:46).
34. Lanzó un grito de desamparo en la cruz (ver Salmo 22: 1; Mateo 27:46).
35. Se entregó a Dios (ver Salmo 31:5; Lucas 23:46).
36. Fue odiado sin causa (ver Salmo 69: 4; Juan 15:25).
37. La gente negó con la cabeza al verlo en la cruz (ver Salmo 109:25; Mateo
27:39).
38. Él guardó silencio ante sus acusadores (ver Isaías 53: 7; Mateo 27:12).
39. Sus huesos no se rompieron (ver Éxodo 12:46; Salmo 34:20; Juan 19: 33-
36).
40. Fue observado en la muerte (ver Zacarías 12:10; Mateo 27:36; Juan
19:37).
41. Fue sepultado con los ricos (véase Isaías 53: 9; Mateo 27:57-60).
42. Resucitó de los muertos (ver Salmo 16:10; Mateo 28:2-7).
43. Él era y es un Sumo Sacerdote mayor que Aarón (ver Salmo 110: 4;
Hebreos 5:4-6).
44. Ascendió a la gloria (ver Salmo 68:18; Efesios 4:8).
45. Estaba y está sentado a la diestra del Padre (ver Salmo 110:1; Hebreos
10:12-13).

Jesús cumplió hasta treinta y tres profecías en un solo día cuando murió en la
cruz. Además de estas profecías mesiánicas cumplidas, cientos de profecías
14

mesiánicas actualmente incumplidas están asociadas con los últimos días y la


segunda venida de Cristo. Estas profecías futuras del Mesías, Su segunda venida
y Su Reino son el tema principal de este libro y se describirán en los capítulos
siguientes.

La Prueba de un Profeta
La verdadera palabra y el camino de Dios siempre han estado plagados de
imitadores y falsificadores. Por esta razón, el Señor estableció un conjunto claro
de preguntas de prueba que una persona tenía que pasar para ser recibida como
un verdadero vocero de Dios. Cuatro pasajes principales del Antiguo Testamento
tratan de los falsos profetas:

1. Deuteronomio 13
2. Deuteronomio 18:9-22
3. Jeremías 23:9-40
4. Ezequiel 12:21-14:11

En estos cuatro pasajes y en muchos otros, las Escrituras presentan al menos


siete marcas distintivas clave de un verdadero profeta. Estas marcas no siempre
estuvieron presentes en todos los casos, pero sí en algunos casos. Sin embargo,
para cualquier seguidor de Dios que realmente quisiera saber, no habría duda de
quién era un verdadero profeta y quién era falso.

Las Siete Marcas Distintivas de un Verdadero Profeta 15

1. El verdadero profeta nunca usó adivinación, hechicería o astrología


(ver Deuteronomio 18: 9-14; Ezequiel 12:24; Miqueas 3:7). La fuente
del mensaje del profeta fue Dios mismo (ver 2 Pedro 1:20-21).
2. El verdadero profeta nunca adaptó el mensaje para satisfacer los
deseos de la gente (ver Jeremías 8:11; 28:8; Ezequiel 13:10). Los falsos
profetas, o "profetas de almohada" como algunos los han descrito,
hablaron el mensaje que les traería popularidad y dinero. Eran los
profetas de “Fortune 500”, los oportunistas religiosos (ver Miqueas 3:
5-6,11). El verdadero profeta habló el mensaje puro de Dios sin
importar la pérdida personal, la vergüenza e incluso el daño físico.
3. El verdadero profeta mantuvo la integridad personal y el carácter
(véase Isaías 28:7; Jeremías 23:11; Oseas 9:7-9; Miqueas 3:5, 11;
Sofonías 3:4). Jesús dijo que los profetas verdaderos y falsos serán
conocidos por sus frutos, es decir, por lo que hacen y dicen (ver Mateo
7:15-20).
4. El verdadero profeta estaba dispuesto a sufrir por causa del mensaje
(1 Reyes 22:27-28; Jeremías 38:4-13; Ezequiel 3:4-8).
5. El verdadero profeta anunció un mensaje que era consistente con la
Ley y los mensajes de otros verdaderos profetas (ver Jeremías 26:17-
19). El mensaje del verdadero profeta no debe contradecir ni estar en
desacuerdo con la revelación anterior de la verdad, sino que debe
confirmar y construir sobre ese cuerpo de verdad (ver Deuteronomio
13:1-3).
6. El verdadero profeta, al predecir eventos futuros, tenía una tasa de
éxito del 100 por ciento (ver Deuteronomio 18:21-22). A diferencia de
los psíquicos modernos, el 25 por ciento, o incluso el 99 por ciento, no
era lo suficientemente bueno. Si los supuestos profetas no eran 100
por ciento exactos, la gente los sacaría de la ciudad para apedrearlos
hasta la muerte (ver Deuteronomio 18:20).
7. El verdadero profeta a veces hacía que el mensaje fuera autenticado
por un milagro (véase Éxodo 5–12). Esta prueba no fue una evidencia
concluyente, sin embargo, porque los falsos profetas también
produjeron milagros en ocasiones (ver Éxodo 7:10-12; 8:5-7; Marcos
13:22; 2 Tesalonicenses 2:9). Por lo tanto, Moisés agregó más aspectos
a esta prueba (Deuteronomio 13:1-5). La verdadera prueba es el
contenido del mensaje, no los milagros. El verdadero profeta habló
solo en el nombre del Señor y llamó a las personas más cerca de Dios,
no lejos de Dios.

Concentrarse en el Futuro
Como hemos visto, los profetas a menudo hablaban un mensaje divino para su
propio día, y su mensaje siempre estuvo estrechamente ligado a un elemento
predictivo de juicio futuro por desobediencia y bendición futura por obediencia.
Muchas de las profecías predictivas de la Biblia ya se han cumplido. Ciertamente,
los cientos de profecías mesiánicas asociadas con la primera venida de Cristo ya
se han cumplido por completo. Este libro no se enfocará en las profecías de la
Biblia que ya se han cumplido. El resto de este libro se centrará en las profecías
predictivas, actualmente incumplidas, de lo que comúnmente se conoce como el
fin de los tiempos.
CAPÍTULO 3

Enfocando el Futuro

UNA DE LAS PRINCIPALES críticas a la profecía bíblica es que hay tantos puntos de
vista que todo se vuelve demasiado confuso. Simpatizo con este sentimiento,
pero espero que, al simplificar las diversas opiniones, esta objeción común pueda
aliviarse. El punto de partida es tener en cuenta las categorías principales. La
profecía se basa en tres bloques de construcción clave relacionados con el
momento de los eventos y su cumplimiento. El estudio de la escatología gira en
torno a tres cuestiones clave:

1. El Marco Sobre El Tiempo De Los Eventos Proféticos


2. La Naturaleza Y El Momento Del Milenio
3. El Momento Del Rapto

Se pueden hacer muchas otras distinciones más precisas, pero estos son los
paradigmas principales que deben entenderse básicamente. Para cada una de
estas tres áreas clave, se pueden adoptar varios puntos de vista.

CUATRO CATEGORÍAS PRINCIPALES RELATIVAS A LA HORA DE LOS


EVENTOS Y SU CUMPLIMIENTO

1. Preterista
2. Historietista
3. Idealista
4. Futurista

TRES VISTAS DE LA NATURALEZA Y LA ACTUALIZACIÓN DEL MILENIO

1. Amilenial
2. Postmilenial
3. Premilenial

TRES VISTAS DEL MOMENTO DEL RAPTO

1. Pre-Tribulación
2. Mitad De La Tribulación
3. Postribulación

Una vez que se han tomado decisiones sobre estos tres puntos, las otras
conclusiones encajan más fácilmente. Estos temas se discutirán en detalle más
adelante en el libro, pero aquí está la vista desde treinta mil pies. Abordar estas
tres grandes preguntas guiará su enfoque hacia la profecía de los últimos
tiempos. Echemos un vistazo a las categorías comunes para cada uno de estos
tres grandes problemas.

El Panorama
Hay cuatro enfoques principales para el momento de los eventos proféticos y su
cumplimiento. dieciséis

1. Punto de Vista Preterista (pasado)


El punto de vista preterista entiende que la mayoría, si no todos, de los pasajes
proféticos clave del Nuevo Testamento se cumplieron en el primer siglo por los
eventos que condujeron a la caída de Jerusalén en el año 70 d.C. 4–5, 2
Tesalonicenses 2 y Apocalipsis. Hay dos corrientes principales de preterismo:
total (extremo o radical) y parcial (moderado). Los preteristas incluyen RC
Sproul, Kenneth Gentry y Gary DeMar.
El preterismo extremo sostiene que todas las profecías, incluida la Segunda
Venida y la resurrección de los creyentes, son eventos pasados. Ven la
resurrección como espiritual. Según este punto de vista, estamos más allá del
Milenio y actualmente estamos en el cielo nuevo y la tierra nueva (eso es
bastante deprimente). Los preteristas plenos sostienen que, si hay un final para
la historia, no está registrado en la Biblia. Al rechazar verdades bíblicas claras
como la segunda venida de Cristo, la resurrección corporal y el juicio final, los
preteristas plenos quedan fuera del alcance de la ortodoxia.
RC Sproul, un preterista moderado, dice que el enfoque preterista "coloca
muchos o todos los eventos escatológicos en el pasado, especialmente durante la
destrucción de Jerusalén en el año 70 d. C." Los preteristas moderados creen que
17

la destrucción de Jerusalén en el año 70 d.C. cumplió la mayoría de las visiones


de Apocalipsis. Creen que Jesús realmente regresó en el año 70 d. C. en una "nube
que viene" para destruir Jerusalén a través del ejército romano y que Nerón era
la "bestia" en Apocalipsis 13. Sproul continúa: "Los preteristas argumentan no
solo que el reino es una realidad presente, pero también que en un hecho
histórico real la parusía [la venida de Cristo] ya ha ocurrido”.
18
Los preteristas parciales creen que si bien la “venida” de Jesús en el año 70 d.
C. fue una venida de Cristo, no fue la venida de Cristo. Para ellos, la venida en el
19

año 70 d.C. fue un juicio para los judíos, pero no el juicio final que vendrá al final
de la historia. Los preteristas moderados creen en una Segunda Venida literal y
futura, la resurrección de los muertos y un juicio final.
La fuerza del punto de vista preterista parcial es su deseo de conectar los
eventos del Apocalipsis con la audiencia original, a veces llamado "relevancia del
lector". La debilidad del punto de vista preterista es que no puede interpretar de
manera consistente el libro de Apocalipsis literalmente; esto se debe a que
restringe los eventos catastróficos globales descritos en Apocalipsis al período
que condujo a la caída de Jerusalén. Tiende a espiritualizar y alegorizar el texto
en varios lugares cuando los eventos no se ajustan a lo que sucedió en el año 70
d.C.

Por último, los preteristas tienen que fechar el libro de Apocalipsis antes del
70 d.C. para que Apocalipsis sea una predicción. La fecha habitual que dan para
escribir Apocalipsis es el 65 d. C. Deben tener una fecha anterior al 70 d. C. para
que su visión sea viable. El problema para los preteristas es que Juan escribió
Apocalipsis en el 95 d.C., veinticinco años después de la destrucción de
Jerusalén. Esta fecha fue el punto de vista constante de la iglesia primitiva y ha
20

sido el punto de vista dominante a lo largo de la historia de la iglesia. La fecha en


que Juan escribió el Apocalipsis es el talón de Aquiles del preterismo.

2. Punto de Vista Historicista (presente)


El punto de vista historicista interpreta Apocalipsis y muchas otras profecías
como un panorama o descripción general de la historia de la iglesia desde el
tiempo de los apóstoles hasta la Segunda Venida. Este punto de vista comenzó
con Joaquín de Fiore en el siglo XII y era muy común entre los reformadores en
el momento de la Reforma Protestante, pero no se sostiene ampliamente hoy.
Los reformadores identificaron al anticristo con el papa y el catolicismo romano.
La fuerza de esta posición es su deseo de hacer que Apocalipsis sea relevante
para los lectores de todas las generaciones. El problema central del historicismo
es que los adherentes con frecuencia no están de acuerdo sobre a qué se refieren
los símbolos, lo que conduce a una falta general de consenso sobre lo que
significa el libro de Apocalipsis. Otro problema es que el historicismo puede
degenerar fácilmente en especulaciones, conjeturas y "exégesis de los
periódicos" (leer los titulares de hoy en la Biblia).
3. Punto de Vista Idealista (atemporal)
Los idealistas conciben el libro de Apocalipsis no como una profecía de eventos
futuros, sino como una descripción de la lucha en curso entre el bien y el mal que
enseña principios ideales y eternos para inspirar a los creyentes mientras
soportan los reveses y el sufrimiento de la vida. El idealismo surgió del método
alegórico de interpretación utilizado por los padres de la iglesia como Orígenes
y Clemente y ganó fuerza con la visión amilenial de Agustín. El punto de vista
idealista es probablemente el punto de vista principal entre los estudiosos de
hoy.

La fuerza de esta visión es su deseo de conectar la profecía al lector en cada


período de la historia. Sin embargo, no da un significado concreto a los símbolos
del libro. Este es su gran defecto. El libro de Apocalipsis está lleno de símbolos
que se refieren a cosas literales (Apocalipsis 1:20). Discutiremos más la
interpretación literal en el próximo capítulo. La conclusión es que la visión
idealista no tiene un ancla interpretativa que la mantenga unida. Está muy
centrado en el lector y no está ligado al significado original del texto. El
significado se convierte en un objetivo en movimiento. Además, ¿cuáles son los
principios eternos que debemos extraer de todos estos pasajes proféticos, y son
realmente relevantes?

4. Punto de Vista Futurista (futuro)


Los futuristas interpretan muchos textos proféticos del Nuevo Testamento como
la descripción de personas y eventos reales que aún no han aparecido en la
escena mundial. Estos pasajes incluyen Mateo 24 (al menos el versículo 15 y
siguientes), 1 Tesalonicenses 4:18–5:9, 2 Tesalonicenses 2:1-12 y Apocalipsis 4–
22, entre otros. Muchas de las luminarias de la iglesia primitiva adoptaron una
visión futurista: Justino Mártir, Ireneo, Hipólito y Victorino. Algunos futuristas
contemporáneos son John Walvoord, John MacArthur, J. Dwight Pentecost,
Charles Ryrie, Tim LaHaye, David Jeremiah y Thomas Ice.
La principal objeción a la visión futurista es que "elimina el Apocalipsis de su
escenario original, de modo que el libro tiene poco significado para la audiencia
original". Después de todo, ¿cómo pueden Mateo 24, Tesalonicenses y
21

Apocalipsis haber sido relevantes para los lectores originales si los eventos
ocurrieron más de dos mil años en el futuro? Hay dos respuestas a esta objeción.
Primero, se podría hacer la misma objeción sobre cientos de profecías del
Antiguo Testamento. Las profecías de Isaías sobre la venida del Mesías, como el
nacimiento virginal en 7:14, fueron escritas setecientos años antes de su
nacimiento. La profecía de Miqueas sobre el lugar de nacimiento del Mesías en
Belén en 5:2 también fue escrita alrededor de setecientos años antes de Su
venida. Muchas de las predicciones de Daniel no se cumplieron durante siglos, y
algunas de las profecías de Daniel, escritas hace más de 2.500 años, aún esperan
cumplirse. No obstante, estas profecías fueron relevantes porque los lectores no
sabían cuándo se cumplirían. Los creyentes de Asia Menor que recibieron por
primera vez la Revelación no sabían que se cumpliría más de dos mil años
después. Creían que las profecías podrían hacerse realidad durante su vida. Cada
generación subsiguiente ha vivido con la esperanza de que las profecías de
Apocalipsis pudieran cumplirse en su tiempo. Este espíritu de expectativa los
hace relevantes para todas las generaciones.

En segundo lugar, Apocalipsis fue relevante para sus lectores originales


porque saber cómo terminará la historia, ya sea en su vida o no, ofreció un gran
consuelo y esperanza. La profecía nos enseña que Dios es soberano, que gobierna
desde Su trono en el cielo, que tiene un plan y que Su Reino finalmente vendrá a
la tierra. Vernon Grounds cuenta una gran historia sobre un amigo suyo.

Un amigo me contó un incidente que sucedió mientras estaba en el


seminario. Como la escuela no tenía gimnasio, él y sus amigos jugaban
baloncesto en una escuela pública cercana.
Cerca de allí, un conserje anciano esperó pacientemente hasta que
terminaron de jugar. Invariablemente se sentaba allí leyendo su Biblia. Un
día mi amigo le preguntó qué estaba leyendo. El hombre respondió: "El libro
de Apocalipsis". Sorprendido, mi amigo le preguntó si lo entendía. "Oh, sí", le
aseguró el hombre. "¡Yo lo entiendo!" "¿Qué significa eso?" En voz baja, el
conserje respondió: "Significa que Jesús va a ganar". 22

Y también significa que aquellos de nosotros que lo conocemos también


"vamos a ganar". Las promesas de la profecía confortan y tranquilizan a los
creyentes de cada generación mientras esperamos la consumación de los siglos.
Creo que el enfoque futurista es muy superior a los otros puntos de vista. Es el
único punto de vista que aplica consistentemente los principios de
interpretación literal, que consideraremos en el próximo capítulo. El futurismo
también fue la visión dominante de la iglesia primitiva. Además, así como Génesis
nos dijo cómo comenzó todo, tiene sentido que las profecías del Nuevo
Testamento, especialmente el Apocalipsis, nos digan cómo finalmente todo sale
a la luz. En general, la visión futurista proporciona la mejor explicación para las
profecías de Jesús y los apóstoles. Es el enfoque adoptado en este libro.
Tres Puntos de Vista del Milenio
Después de adoptar un enfoque general del tiempo de los eventos de la profecía
bíblica, el siguiente tema importante involucra la naturaleza y el tiempo del
Milenio. El Milenio es un período de mil años cuando Satanás está atado y Cristo
reina (Apocalipsis 20:1-6). El gobierno de Cristo trae paz y justicia sin
precedentes a la tierra.
Las preguntas clave sobre el Milenio incluyen: ¿Son los mil años literales o
figurativos? ¿Es el Milenio presente o futuro? Hay tres posiciones principales.

1. Amilenial
Los amilenialistas sostienen que no habrá un reinado de Cristo de mil años en el
futuro, literal, terrenal, pero que el Reino es de naturaleza espiritual y se cumple
actualmente cuando Cristo reina en el cielo y en los corazones de su pueblo. El
período de mil años se entiende como un símbolo de un largo período de tiempo
durante la era actual.

2. Postmilenial
Este punto de vista enseña que Cristo regresará a la tierra después del Milenio,
de ahí "post". El reino milenial no es literalmente mil años, sino una edad de oro
que la iglesia marcará el comienzo de la predicación del evangelio durante esta
era presente. La edad de oro llegará gradualmente a medida que el evangelio se
extienda por la tierra, hasta que el mundo entero finalmente sea cristianizado. El
Milenio crecerá en la tierra a medida que los cristianos ejerzan cada vez más
influencia sobre los asuntos de este planeta. Al final, el evangelio prevalecerá y
la tierra se convertirá en un mundo mejor, después del cual Cristo aparecerá para
marcar el comienzo de la eternidad.

3. Premilenial
Este punto de vista sostiene que Cristo regresará a la tierra en Su segunda venida
y marcará el comienzo de un reinado terrenal literal de mil años. Para los
premilenialistas, el Milenio aún está por llegar.
Estos tres puntos de vista y sus fortalezas y debilidades se presentarán de
manera más completa en los capítulos 34-35. En mi opinión, el punto de vista
más fuerte es el punto de vista premilenial, y ese será el que se trazará a lo largo
de este libro. Para obtener más información sobre el Milenio, consulte el capítulo 34, página 39
Tres Puntos de Vista Principales del Momento del Rapto
La última cuestión fundamental clave para establecer un acercamiento al fin de
los tiempos es el momento del Rapto. El Rapto ocurrirá en un momento; Jesús
regresará, recogerá a todos los creyentes vivos de la tierra y los transportará
vivos al cielo. El momento del Rapto generalmente se describe en relación con la
Tribulación. En otras palabras, ¿ocurrirá el Rapto antes, durante o después de la
Tribulación? Hay tres puntos de vista principales sobre el momento del Rapto:

1. Pre-tribulación
Como su nombre indica, los pretribulacionistas sostienen que el Rapto ocurrirá
antes de la Tribulación. Los creyentes raptados escaparán de la ira de Dios
derramada durante la Tribulación.

2. Tribulación media
Este punto de vista enseña que los creyentes serán arrebatados al cielo en el
punto medio de la Tribulación. La mayoría de los midtribulacionistas creen que
la séptima trompeta en Apocalipsis 11 señalará el Rapto.

3. Post-tribulación
Este punto de vista sostiene que el Rapto ocurrirá al final de la Tribulación junto
con la segunda venida de Cristo a la tierra. Los creyentes serán transportados a
encontrarse con Cristo en el aire cuando Él regrese y luego lo escoltarán de
regreso a la tierra.
Los pros y los contras de cada una de estas vistas, así como un par de vistas de
Rapture menos populares, se discutirán con gran detalle en los capítulos 7 a 15,
por lo que no profundizaremos en los detalles aquí. Pero el momento del Rapto
es un tercer tema central que forma la plantilla profética. Creo que la mejor vista
es la posición pre-Trib. Para más información sobre el momento del Rapto, vea
los capítulos 10-12, página 135 .

Poniéndolo Todo Junto


El desarrollo de una visión coherente de la profecía bíblica comienza con la
amplia pregunta de cuándo se cumplirán los eventos proféticos. Luego se
estrecha como un embudo a la naturaleza y el momento del reino milenial y luego
se estrecha aún más al momento del Rapto de la iglesia. Así es como todas estas
partes pueden encajar juntas:

 Los preteristas son amilenial o postmilenial y equiparan el Rapto con


la Segunda Venida, si es que se aferran a la idea de un Rapto.
 Los historicistas pueden aferrarse a cualquiera de las tres visiones del
Milenio y son post-Trib.
 Los idealistas son amilenialistas o posmilenarios y postribus.
 Los futuristas son predominantemente premilenialistas, pero pueden
aferrarse a cualquiera de las tres visiones del Rapto.

Este cuadro ayudará aún más.

Vista Milenaria Vista de Rapto

Amilenial o Postmilenial Los preteristas parciales son post-


Preterista
tribales (los preteristas completos
niegan una futura venida de Cristo).

Historicista Cualquiera de las tres vistas Post-Trib

Idealista Amilenial o Post-milenial Post-Trib

Futurista Premilenial Cualquiera de las tres vistas

Tómese unos minutos para asimilar esta información, ya que constituye la


base de gran parte del material del resto de este libro.

Una Perspectiva del Fin


Antes de sumergirnos en los detalles de lo que hablamos anteriormente, será útil
desglosar el escenario profético general tal como yo lo veo. Esta breve
descripción general explicará hacia dónde nos dirigimos y definirá algunos
términos básicos que verá a lo largo del libro. Comencemos con el lugar donde
nos encontramos hoy, la era de la iglesia, y avancemos a través de algunos de los
eventos clave del fin de los tiempos que conducen hasta la eternidad.

La Era de la Iglesia
Actualmente vivimos en la era de la iglesia, que comenzó repentinamente el Día
de Pentecostés (Hechos 2) y terminará dramáticamente con el Rapto. Durante la
era de la iglesia, los judíos y gentiles que llegan a la fe en Cristo se están formando
en un solo cuerpo con Jesucristo como Cabeza.
La edad de la iglesia también está preparando el escenario para los últimos
tiempos. Utilizo el término "tiempos finales" para describir el período futuro que
comienza con el Rapto de la iglesia. No vivimos en el fin de los tiempos, pero hay
eventos que presagian el fin de los tiempos y preparan el escenario para su
venida. Estos desarrollos son lo que a menudo llamamos "signos de los tiempos".
No todos los incidentes menores son una señal, pero hay eventos importantes
que apuntan hacia lo que se avecina.
Los signos de los tiempos pueden pensarse de esta manera: un signo es algo
que apunta más allá de sí mismo hacia otra cosa. Cuando vea un letrero sobre la
carretera, su interés no está en el letrero, sino en lo que apunta. Le advierte de
algo más adelante que debe estar atento. Una señal indica lo que se avecina.
Dirige la atención más allá de sí mismo hacia algo más significativo. De la misma
manera hoy en día, algunos eventos mundiales importantes son señales de los
tiempos que apuntan más allá de ellos mismos a eventos que las Escrituras
predicen que ocurrirán durante los últimos tiempos. La Escritura nos ayuda a
verlos.

Un Tiempo de Mayor Preparación


El próximo evento en el calendario profético de Dios es el Rapto de la iglesia,
cuando todos los creyentes vivos en la tierra serán arrebatados repentinamente
al cielo. Cuando suceda el Rapto, los creyentes fallecidos de la era de la iglesia
serán resucitados y reunidos con sus espíritus perfeccionados. Esta será la señal
más segura de los tiempos. El Rapto conmocionará al mundo e inaugurará el "fin
de los tiempos". El mundo luchará por dar sentido a lo que ha sucedido y por
recuperarse de la desaparición de millones de personas. Su ausencia tendrá un
efecto dominó.
Tras el Rapto, un grupo de diez líderes formará un Imperio Romano reunido
para restaurar el orden y algo parecido a la normalidad. Yo los llamo el "Grupo
de los Diez" o G-10. Junto con el G-10, un individuo llamativo aparecerá entre las
sombras. Saldrá de la insignificancia y la oscuridad. Parecerá salir de la nada,
pero ascenderá rápidamente a la prominencia. Lo conocemos mejor por su título
bíblico: el Anticristo.
Entre el Rapto y la Tribulación, otros preparativos prepararán el escenario
para los últimos tiempos. Muchas de las piezas del rompecabezas profético
comenzarán a encajar en su lugar. No sabemos qué tan pronto después del Rapto
comenzará la Tribulación, pero varios meses parecen razonables; sin embargo,
podría ser más largo o más corto.

Comienza la Tribulación
La Tribulación de siete años comenzará cuando el Imperio Romano reunificado
firme un tratado de paz con Israel, garantizando la seguridad del país y
probablemente resolviendo la espinosa crisis de Oriente Medio. El Anticristo,
como líder de este Imperio Romano, asegurará este acuerdo de paz. El mundo lo
aclamará como el gran pacificador. El tratado adormecerá a Israel en una
sensación de seguridad. Luego, durante la primera mitad de la Tribulación,
cuando Israel haya bajado la guardia, una masiva coalición ruso-islámica atacará
a Israel. La Biblia se refiere a esta invasión similar a Pearl Harbor como la Guerra
de Gog y Magog.

Dios librará a Israel de manera sobrenatural al eliminar los ejércitos de la


coalición de Gog. La aniquilación de estos ejércitos dejará un vacío de poder en
el Este, y el Anticristo tomará el control, romperá su pacto con Israel y
rápidamente comenzará a consolidar su poder. El Anticristo dominará la
segunda mitad de la Tribulación (3 años y medio) mientras instituye un
gobierno, economía y religión mundial con la ayuda de su secuaz, el falso profeta.
Durante este tiempo, el Anticristo se declarará Dios, requerirá adoración
universal e instituirá la notoria marca registrada de la Tribulación — la marca
de la Bestia — 666.

Armagedón y el Advenimiento de Cristo


Dos grandes eventos pondrán fin a la Tribulación: la Guerra de Armagedón y la
segunda venida de Cristo. Mientras el Anticristo lidera los ejércitos del mundo
contra Israel con intención genocida, Jesucristo regresará a la tierra,
acompañado por los ejércitos del cielo. Las fuerzas militares del Anticristo se
volverán para luchar contra el Señor Jesús cuando venga, pero Él los diezmará
simplemente hablando. Solo tendrá que decir una palabra y la Guerra de
Armagedón terminará. Jesús tomará al Anticristo y al falso profeta y los arrojará
vivos al lago de fuego. En la Segunda Venida, los santos y creyentes del Antiguo
Testamento que murieron durante la Tribulación serán resucitados.
El Reinado de Mil Años de Cristo
La segunda venida de Cristo marcará el comienzo de la era mesiánica en la tierra.
A esto también se le llama el reino milenario de Cristo, o simplemente el Milenio.
Durante estos mil años, Cristo reinará en paz y prosperidad, cumpliendo el plan
original de Dios para la creación. Los creyentes que sobrevivan a la Tribulación,
tanto judíos como gentiles, entrarán en el reino mesiánico en sus cuerpos
humanos naturales y tendrán hijos y poblarán el reino. Aquellos en la tierra
cuando Cristo regrese que no confíen en Él serán arrojados al infierno. Mientras
tanto, Satanás y sus secuaces serán atados en el abismo.
Al final del Milenio, Satanás será liberado por un breve período de tiempo para
liderar una rebelión final contra Cristo. Entonces será derrotado y arrojado al
lago de fuego por la eternidad.

El Juicio Final
Después del Milenio y de la rebelión final de Satanás, Cristo se sentará en un gran
trono blanco, y todos los incrédulos de todas las épocas resucitarán y se reunirán
ante Él para ser juzgados. Esta será la resurrección final. Los que se negaron a
confiar en el Señor serán juzgados según sus obras. Dado que sus nombres no se
encontrarán escritos en el Libro de la Vida, que contiene los nombres de los
redimidos, serán enviados al lago de fuego para siempre.

El Estado Eterno
El reino milenial de Cristo servirá como el pórtico de entrada a la eternidad. Será
la fase inicial del Reino eterno de Dios. Cuando el Milenio culmine, el estado final
del programa profético de Dios será introducido con la destrucción del cielo y la
tierra actuales y la creación de un cielo nuevo y una tierra nueva. La ciudad
celestial, la nueva Jerusalén, un cubo de 1.500 millas del tamaño de un
continente, descenderá del cielo y se sentará sobre la tierra nueva como la ciudad
capital del nuevo universo. El Señor reinará para siempre, y su pueblo le servirá
y reinará con él por la eternidad.
Con esta plantilla general en mente, el siguiente paso es abordar el método de
interpretación de la profecía. Después de todo, los principios de interpretación
son el factor esencial que determina cuál de estos puntos de vista se adopta. En
última instancia, todo se reduce a cómo se interpretan las Escrituras proféticas.
CAPÍTULO 4

Todo es Cuestión de Interpretación

EL CENTRO DEL PROBLEMA en la comprensión de toda la Escritura, incluyendo la


profecía de la Biblia, es el método de interpretación que se adopte. Los eruditos
llaman a esto "hermenéutica". Los principios básicos de interpretación que uno
usa conducirán necesariamente a ciertas conclusiones sobre lo que significa un
texto específico o incluso un libro completo de la Biblia. Dado que más de uno de
cada cuatro versículos de la Biblia son proféticos, todos los lectores de las
Escrituras eventualmente se preguntarán: "¿Cómo debo interpretar la profecía?"
La profecía bíblica es muy simbólica, lo que a menudo hace que su
interpretación parezca difícil, si no imposible. Recuerde, la profecía fue dada
para ser entendida. El primer versículo del libro de Apocalipsis declara que este
libro es una "revelación de Jesucristo". La palabra revelación (apokalupsis)
significa "desvelar, revelar o quitar la cubierta de algo". Esto presupone que se
puede entender la verdad profética. El Señor ha dado profecías no para
confundirnos ni para ocultar la verdad, sino para ayudarnos a entenderla y ser
transformados por ella.

Desafortunadamente, muchos hoy asumen que los pasajes proféticos deben


ser espiritualizados o interpretados de una manera puramente figurativa. Con
demasiada frecuencia, los predicadores y maestros adoptan diferentes
principios de interpretación dependiendo de si el pasaje es profético o no. Esta
inconsistencia ha dado lugar a una gran confusión. Roy Zuck destaca el peligro
de emplear una hermenéutica diferente para la profecía: “En ninguna parte las
Escrituras indican que cuando llegamos a las porciones proféticas de las
Escrituras debamos ignorar el sentido normal de las palabras y pasar por alto el
significado de las palabras y oraciones. Las normas de interpretación gramatical
deben aplicarse tanto a la literatura profética como a la no profética ".
23

Debemos adoptar cuidadosamente un método consistente de interpretar la


profecía bíblica. Si bien este no es un libro sobre interpretación bíblica o
hermenéutica, es imperativo establecer algunos principios rectores clave para
interpretar la profecía para dar forma a nuestro pensamiento. Consideremos
cinco pautas básicas para desempacar con precisión el significado de los textos
proféticos.
1. Interprete la Profecía Literalmente
De todas las reglas, una interpretación literal es el quid. Sin embargo, muy a
menudo se malinterpreta o se expresa incorrectamente. Por lo tanto, cuando se
habla de interpretación literal o normal, es importante aclarar y definir
cuidadosamente tanto lo que no se quiere decir como lo que se quiere decir. La
interpretación literal no se refiere al " literalismo de madera", es decir, no tener
en cuenta las figuras retóricas y los símbolos que son comunes a todo el lenguaje
y la comunicación. Por ejemplo, si yo le dijera a alguien que mi perro “pateó el
balde”, nadie familiarizado con el idioma entendería que mi perro en realidad
usó su pierna para patear un balde de plástico. Todo el mundo sabe que es una
forma figurada de decir que mi perro murió. La interpretación literal no es un
literalismo de madera. Es un término general que abarca tanto el lenguaje "literal
simple" como el "literal figurativo". Hablando de interpretación literal, esto es lo
que dice Charles C. Ryrie:

A veces se le llama el principio de interpretación gramatical-histórica ya que


el significado de cada palabra está determinado por consideraciones
gramaticales e históricas. El principio también podría denominarse
interpretación normal, ya que el significado literal de las palabras es el
enfoque normal para su comprensión en todos los idiomas. También podría
denominarse interpretación simple para que nadie reciba la noción errónea
de que el principio literal excluye las figuras retóricas. . . . Los símbolos,
figuras retóricas y tipos se interpretan claramente en este método y de
ninguna manera son contrarios a la interpretación literal. Después de todo,
la existencia misma de cualquier significado para una figura retórica
depende de la realidad del significado literal de los términos involucrados.
Las cifras a menudo hacen que el significado sea más claro, pero es el
significado literal, normal o simple lo que transmiten al lector. 24

Interpretación Literal
Un significado
Llanura-Literal o Figurativa-Literal

El Dr. David L. Cooper afirma lo que ha llegado a conocerse como la “Regla de


Oro de la Interpretación”: “Cuando el sentido llano de las Escrituras tiene sentido
común, no busque otro sentido; por lo tanto, tome cada palabra en su significado
primario, ordinario, usual y literal, a menos que los hechos del contexto
inmediato, estudiados a la luz de pasajes relacionados y verdades axiomáticas y
fundamentales, indiquen claramente lo contrario ". Este es un excelente consejo
25

de interpretación.
El diccionario define literal como "perteneciente a letras". También dice que
26

la interpretación literal implica un enfoque “basado en las palabras reales en su


significado ordinario. . . sin ir más allá de los hechos ". "La interpretación literal
27

de la Biblia simplemente significa explicar el sentido original de la Biblia de


acuerdo con los usos normales y habituales de su idioma". ¿Cómo se hace esto?
28

Sólo puede lograrse mediante el método de interpretación gramatical (de


acuerdo con las reglas de la gramática), histórico (consistente con el marco
histórico del pasaje), contextual (de acuerdo con su contexto).

Examinar cómo se cumplieron las profecías pasadas puede mostrarnos cómo


interpretar las profecías incumplidas. Paul Lee Tan dice que en “la primera
venida de Cristo, se cumplieron por completo más de 300 profecías” y “cada
profecía que se ha cumplido se ha cumplido literalmente. Sobre la base de las
atestaciones del Nuevo Testamento y el registro de la historia, el cumplimiento
de la profecía bíblica siempre ha sido literal ". Charles C. Ryrie también sostiene
29

que el cumplimiento literal de la profecía pasada significa que debemos


interpretar la profecía futura para que se cumpla literalmente. Él dice: “Las
profecías del Antiguo Testamento acerca de la primera venida de Cristo: Su
nacimiento, Su crianza, Su ministerio, Su muerte, Su resurrección, se cumplieron
literalmente. Eso aboga fuertemente por el método literal ". El gran obispo de
30

Liverpool JC Ryle lo dijo bien: “Ya es hora de que los cristianos interpreten las
profecías incumplidas a la luz de profecías ya cumplidas. . . . En su primer
advenimiento, las mínimas predicciones se cumplieron al pie de la letra: así
también se cumplirán en el segundo ". 31

El profeta Miqueas predijo, setecientos años antes, que el Mesías nacería en


Belén (Miqueas 5:2). El Mesías nació en Belén. Zacarías 14:4 dice que Jesús
regresará al Monte de los Olivos. Juan dice que cuando venga Jesús, se reunirán
ejércitos en Armagedón en el norte de Israel (Apocalipsis 16:16). Debemos
aprender de las profecías cumplidas al considerar lo que aún está por venir. No
tenemos más licencia para espiritualizar las claras palabras de las Escrituras
sobre el fin de los tiempos que para decir que Belén era solo figurativo. La
primera clave esencial para interpretar con precisión la profecía bíblica es usar
consistentemente un sistema literal de interpretación.
2. Al interpretar Símbolos, Busque las Interpretaciones
"Integradas"
El aspecto más difícil de interpretar la profecía es comprender el significado de
todos los símbolos. La profecía bíblica utiliza una amplia variedad de símbolos
para comunicar su significado: cuernos, bestias, estrellas y caballos de varios
colores. Es fundamental desde el principio recordar que, cuando se emplean
símbolos, se refieren a algo que es literal.
Por ejemplo, en Apocalipsis 1, Jesús está en medio de siete candeleros de oro
que sostienen siete estrellas en Su mano derecha (1:13, 16). Al final del capítulo,
Jesús identifica los siete candeleros como las siete iglesias de Asia y las siete
estrellas como siete ángeles (1:20). Jesús mismo proporciona una clave para
descubrir el significado de los símbolos. En otras palabras, cuando vemos un
símbolo en la profecía, debemos buscar el referente literal.

Jesús también nos enseña en Apocalipsis 1 que los números en Apocalipsis


deben interpretarse literalmente a menos que se especifique lo contrario. Hay
siete candeleros y siete estrellas, y estos corresponden a siete iglesias literales
que existieron en Asia y siete mensajeros literales de estas iglesias. Siete significa
siete en ambas ocasiones, es usado en Apocalipsis 1 por Jesús.
Al interpretar símbolos, ningún intérprete tiene la libertad de hacer que un
símbolo signifique lo que quiera. La Escritura establece los parámetros para
nuestra interpretación de los símbolos. Hay dos pasos importantes para
comprender el significado de los símbolos.
Primero, el contexto inmediato de un símbolo en las Escrituras puede ofrecer
una interpretación "incorporada". El ejemplo de Jesús en Apocalipsis 1 es una
ilustración adecuada de esto. Jesús le dice al lector el significado de los siete
candeleros y las siete estrellas en el mismo capítulo (1:20). Otra interpretación
"incorporada" se encuentra en Daniel 2. El rey Nabucodonosor tuvo un sueño de
un hombre metálico con una cabeza de oro, pecho y brazos de plata, vientre y
muslos de bronce, piernas de hierro y pies de hierro y barro. mezclado. Dios le
da a Daniel el significado de la imagen que comienza con la cabeza de oro. Daniel
le dice a Nabucodonosor: "tú eres aquella cabeza de oro." (Daniel 2:38). Los
metales representan reinos gentiles, y el primero es Babilonia. Daniel luego le
dice al rey que los otros metales representan los reinos gentiles que seguirán a
Babilonia en sucesión.
Este tipo de interpretación "incorporada" ocurre a menudo en Apocalipsis.
Con frecuencia, John explica el significado de un símbolo. Aquí están algunos
ejemplos. 32
Símbolo Sentido
Las Siete Estrellas (1:16) Siete Ángeles (1:20)
Los Siete Candeleros (1:13) Siete Iglesias (1:20)
La Estrella de la Mañana (2:28) Cristo (22:16)
Las Siete Lámparas de Fuego (4:5) El Espíritu Séptuple de Dios (4:5)
Los Siete Ojos (5:6) El Espíritu Séptuple de Dios (5:6)
El Incienso (5:8) Las Oraciones del Pueblo de Dios (5:8)
La Estrella Caída (9:1) El Ángel del Abismo (9:11)
La Gran Ciudad, Sodoma y Egipto Jerusalén (11:8)
(11:8)
Las Estrellas En El Cielo (12:4) Ángeles Caídos (12:9)
La Mujer y el Niño (12:1-2) Israel y Cristo (12:5-6)
El Gran Dragón Rojo (12:3) Satanás (12:9)
La Serpiente Antigua (12:9) Satanás (12:9)
El Tiempo, Tiempos y Medio Tiempo 1260 Días (12:6)
(12:14)
La Bestia del Mar (13:1-10) Futuro Gobernante del Mundo y su Imperio (13:1-10)
La Bestia de la Tierra (13:11-17) El Falso Profeta (19:20)
La Gran Prostituta (17:1) La Gran Ciudad, Babilonia (17:18)
Las Muchas Aguas sobre las que Los Pueblos Del Mundo (17:15)
Gobierna la Mujer (17:1)
Los Diez Cuernos (17:12) Diez Reyes Asociados con la Bestia (13:1; 17:3, 7-8,
11-13, 16-17)
El Lino Fino (19:8) Las Buenas Obras de los Santos (19:8)
El Jinete del Caballo Blanco (19:11-16, Jesucristo, El Rey de Reyes (19:11-16, 19)
19)

Entonces, la primera clave para discernir el significado de un símbolo es mirar el


contexto inmediato en busca de explicaciones de su significado.

En segundo lugar, si un símbolo no tiene una interpretación clara en el contexto


inmediato, considere el contexto más amplio de todo el libro donde se encuentra
el símbolo. A veces, es posible que incluso deba considerar otra parte de las
Escrituras. Muchos de los símbolos usados en pasajes proféticos aparecen en
otras partes de las Escrituras y tienen un significado establecido. Por ejemplo, en
Apocalipsis 12:14 a la mujer se le dan “dos alas como las de un águila grande”
para escapar de la serpiente. En el contexto inmediato, la mujer representa a la
nación de Israel y la serpiente representa a Satanás. Pero las alas del águila
permanecen sin identificar. ¿Qué son? ¿Simbolizan la Fuerza Aérea de los
Estados Unidos, que transportará a los judíos a un lugar seguro en los últimos
tiempos? Algunas personas creen esto, pero las Escrituras nos señalan en otra
dirección. La imagen de las alas de las águilas se encuentra en Éxodo 19: 4 e Isaías
40:28-31 y representa el cuidado amoroso y la liberación de Dios por Su pueblo.
Los símbolos no carecen de significado, pero tampoco son una invitación
abierta a dejar volar nuestra imaginación. No dan rienda suelta al intérprete para
que el símbolo signifique lo que él o ella quiera que signifique. En la mayoría de
los casos, el contexto inmediato o el uso de ese mismo símbolo por otros
escritores bíblicos establecerá los límites para una interpretación adecuada.

3. Comparar Pasajes Paralelos


Dado que gran parte de la Biblia era profética cuando fue escrita, y dado que todo
se origina del mismo autor divino, muchos pasajes de la Biblia discuten las
mismas personas y eventos, y no hay contradicciones entre esos pasajes. A
medida que interpretamos las Escrituras con las Escrituras, el cuadro profético
se vuelve cada vez más desarrollado y completo. Rara vez una Escritura contiene
todo lo que dice la Biblia sobre un tema determinado. Esto es especialmente
cierto con la profecía bíblica. Nuestro entendimiento se amplía y profundiza al
unir pasajes proféticos paralelos.
Por supuesto, al comparar las Escrituras con las Escrituras, es importante
evitar lo que comúnmente se llama "mensajes de texto de prueba", es decir, llegar
a una conclusión sobre lo que dice un pasaje en particular y luego buscar otros
textos de las Escrituras que respalden ese punto de vista. A menudo, esto sucede
al encontrar algunas palabras o ideas comunes, pero ignorando el propósito y el
significado del texto según lo determinado por el contexto, la gramática y los
antecedentes históricos. Cada pasaje de la Escritura primero debe interpretarse
en su propio contexto para asegurarse de que se entienda correctamente antes
de compararlo con otros.

Muchos pasajes proféticos describen al gobernante mundial final (Daniel 7:8-


25; 9:27; 11:36-39; 2 Tesalonicenses 2:8-12; Apocalipsis 13:1-10), la Tribulación
(Isaías 24; Apocalipsis 6 –18), la segunda venida de Cristo (Daniel 7:13; Zacarías
14:4; Mateo 25:31; Apocalipsis 19) y el Milenio (Isaías 2; 9; 35; Zacarías 14:9-21;
Apocalipsis 20:1-6). Todos estos pasajes deben estudiarse, compararse,
contrastarse y reunirse en un esquema coherente de lo que depara el futuro. Al
interpretar las Escrituras con las Escrituras, obtenemos una imagen más clara y
completa de lo que Dios está haciendo, lo que hará, cómo lo hará y, a veces,
incluso por qué lo hará.33

4. Tenga Cuidado con los Intervalos de Tiempo


Mientras los profetas del Antiguo Testamento miraban hacia el futuro, solo
pudieron ver los "picos de las montañas" de las dos venidas del Mesías, pero no
pudieron ver el valle en el medio. La era de la iglesia actual era un misterio que
aún no había sido revelado (Efesios 3). Por esta razón, los profetas del Antiguo
Testamento a menudo mezclaban las dos venidas de Cristo, a veces incluso en un
solo versículo. Las brechas prolongadas entre dos eventos a menudo se han
denominado "saltos proféticos". El Antiguo Testamento tiene varios ejemplos de
esto.
Una ilustración clara es Zacarías 9:9, que se refiere a la entrada triunfal de
Jesús en la ciudad de Jerusalén montado en un burro y luego catapulta en el
siguiente versículo a la segunda venida de Cristo para establecer Su Reino global.
Algunos otros ejemplos de “saltos proféticos” se encuentran en Isaías 9:6-7;
Isaías 61:1-2; Joel 2:28-32; y Malaquías 3:1-2.
Hoy, con más revelación divina en el Nuevo Testamento, podemos discernir el
intervalo de tiempo entre los dos advenimientos. Tener en cuenta esta
característica de la profecía nos impide mezclar y confundir eventos que están
separados por largos períodos de tiempo.

5. Distinguir Entre Profecías Cumplidas y no Cumplidas


Distinguir cuidadosamente entre lo que se ha cumplido y lo que sigue sin
cumplirse es una clave final para interpretar con precisión la profecía y armar
un bosquejo profético. Hacer esto puede parecer obvio y bastante simple, y
normalmente lo es, pero a veces es difícil saber si cierto evento ocurrió en el
pasado o en el futuro.

El primer paso es leer el pasaje en su contexto y determinar si los detalles de


la profecía realmente ocurrieron en algún momento del pasado. Esto requerirá
alguna investigación sobre los eventos históricos del período de tiempo
relevante de la historia. Si la profecía completa o algunos elementos de ella no se
han cumplido literalmente, entonces, basándonos en el patrón bíblico de
cumplimiento literal, debemos esperar que se cumpla literalmente en el futuro.
Conclusión
Al seguir estas cinco pautas para interpretar la profecía, podemos llegar a
interpretaciones claras y consistentes de los eventos futuros predichos en las
Escrituras. Pero el estudio serio también requiere diligencia y dependencia del
Espíritu Santo, el autor de la Palabra de Dios. Cuando hacemos estas cosas,
nuestras mentes se estabilizan y llegamos a convicciones y creencias firmemente
arraigadas sobre lo que nos depara el futuro. Es bueno tener fuertes convicciones
y puntos de vista sobre varios aspectos de la profecía. El Señor quiere que
estudiemos, entendamos y experimentemos la transformación. Él no nos habría
dicho tanto sobre el futuro si no quisiera que lo supiéramos y llegáramos a una
convicción al respecto. Pero todos debemos evitar con cuidado enojarnos o
degradar a nuestros compañeros creyentes que tienen interpretaciones
diferentes sobre varios puntos de la profecía. Justino Mártir, un padre de la
iglesia primitiva y premilenialista, escribió: “Les admití anteriormente, que yo y
muchos otros somos de esta opinión [premilenialismo], y [creemos] que esto
sucederá, como seguramente ustedes saben; pero, por otro lado, les dije que
muchos que pertenecen a la fe pura y piadosa, y son verdaderos cristianos,
piensan de otra manera”. Debemos imitar su actitud. La discusión, el debate y la
34

toma y daca sanos y constructivos son útiles y deben alentarse, pero atacar,
burlarse y cuestionar la inteligencia o la espiritualidad de quienes no están de
acuerdo con nosotros siempre está mal. No debemos permitir que nuestro ego y
orgullo nos saquen lo mejor de nosotros. Debemos aferrarnos a nuestros puntos
de vista proféticos con el espíritu del Señor Jesús, quien es el corazón de la
profecía.
CAPÍTULO 5

Pasajes Proféticos Clave

W IENTRAS TODO BÍBLICOS pasajes proféticos hacen una contribución única, hay tres
secciones principales de la Biblia que contienen las claves esenciales para
entender el futuro. Estas tres secciones son (1) el libro de Daniel, (2) el discurso
del Monte de los Olivos (Mateo 24) y (3) el libro de Apocalipsis. Para obtener una
comprensión básica de la profecía bíblica, uno debe tener una comprensión
general de estos tres pasajes.

Daniel: la Escritura en la Pared


El libro de Daniel es uno de los libros más amados y beneficiosos de la Biblia. Las
historias de este libro no tienen paralelo en su drama y suspenso. Todo niño que
haya ido a la escuela dominical sabe acerca de los tres jóvenes hebreos en el
horno de fuego y de Daniel en el foso de los leones. Sin embargo, hay mucho más
en este precioso libro que solo historias bíblicas para niños. Es uno de los pasajes
estratégicos de la Biblia que describe los eventos del fin de los tiempos.

PROPÓSITO

El propósito de Daniel se puede resumir en dos palabras: profecía y piedad.


Daniel revela el programa profético de Dios para el futuro de nuestro mundo y
cómo el pueblo de Dios debe vivir en el presente. La Biblia siempre vincula la
profecía con vivir una vida piadosa. El libro de Daniel no es una excepción.
Contiene muchas de las profecías más importantes de la Biblia, así como algunos
de los mejores ejemplos de vida piadosa. La profecía y la piedad son los pilares
gemelos de Daniel.
En términos de profecía, cinco secciones revelan el programa profético de Dios
para este mundo. Cada sección contiene información sobre el futuro que Dios le
dio a Daniel, ya sea en una visión, a través de un visitante celestial o en algunos
casos ambos. Estas profecías aún estaban en el futuro en los días de Daniel. Hoy
en día, algunas ya se han cumplido, como las profecías sobre Babilonia, Medo-
Persia, Grecia, el malvado rey Antíoco Epífanes (Daniel 8:9-14, 23-26; 11:21-35),
y el dominio de los Imperio Romano. Pero aún hay mucho futuro incluso para
nosotros.
1. Capítulo 2 Pesadilla de Nabucodonosor (la Gran Estatua)
2. Capítulo 7 El libro de la selva (las Cuatro Bestias del Mar)
3. Capítulo 8 El Este se encuentra con el Oeste (Persia contra Grecia)
4. Capítulo 9:24-27 El Reloj Profético de Dios (la profecía de las Setenta
Semanas)
5. Capítulos 10 a 12 Todo está bien, eso termina bien (la visión Final de Daniel)

En términos de piedad, cinco secciones de Daniel revelan cómo debemos vivir


nuestras vidas entre los incrédulos mientras anticipamos el fin de los tiempos.
Daniel 1, 3 y 6 nos brindan los ejemplos positivos de Daniel y sus tres amigos que
se negaron a comprometer sus estándares bajo la presión del mundo. Daniel 4 y
5 advierten contra el orgullo y la rebelión contra Dios.

1. Daniel 1 Daniel se niega a transigir y contaminarse con la comida del rey


2. Daniel 3 Los tres hombres hebreos se niegan a inclinarse ante la imagen del rey
3. Daniel 4 Nabucodonosor, el rey orgulloso, es humillado por Dios
La orgía de borrachos de Belsasar termina dramáticamente con el dedo de
4. Daniel 5 Dios
5. Daniel 6 Daniel continúa orando a Dios incluso frente a la muerte

Tres Secciones Proféticas Clave de Daniel


Tres secciones de Daniel son indispensables para comprender adecuadamente
los últimos tiempos. Los dos primeros son Daniel 2 y 7. Juntos, estos dos
capítulos forman el corazón del libro. Estos dos capítulos describen una era que
Jesús llamó los "tiempos de los gentiles". Durante esta era, no hay rey en Israel y
Jerusalén está bajo el control de los gentiles (ver Lucas 21:24). Esta era comenzó
cuando el rey Nabucodonosor sitió Jerusalén (605 a. C.). Fue entonces cuando
Jerusalén cayó por primera vez en manos de los gentiles. La era continúa hasta
el día de hoy y persistirá hasta la segunda venida del Mesías.
Algunos argumentan que los tiempos de los gentiles han terminado ya que
Israel hoy no está bajo la dominación gentil, pero lo que vemos hoy es solo una
breve interrupción del gobierno gentil sobre Israel, e Israel actualmente no tiene
un rey davídico gobernando. Israel todavía está soportando los tiempos de los
gentiles. Se cerrará con la segunda venida de Cristo cuando regrese a gobernar
como Rey.
DANIEL 2: LA ESTATUA Y LA PIEDRA
A Daniel 2 se le suele llamar el ABC de la profecía. Contiene el primer y más básico
bosquejo profético de los tiempos de los gentiles. En este capítulo, el rey de
Babilonia, Nabucodonosor, sueña con una gran estatua de un hombre hecha de
cuatro metales diferentes. La cabeza es de oro, el pecho y los brazos son de plata,
el vientre y los muslos son de bronce, las piernas son de hierro y los pies son de
hierro y arcilla mezclados. Luego, una gran piedra tallada en una montaña choca
contra la imagen, rompiéndola en pedazos. Un viento sopla los pedazos y la
piedra que hizo añicos la imagen se convierte en una gran montaña que llena
toda la tierra.
Daniel interpretó este sueño para Nabucodonosor. Dijo que los cuatro metales
diferentes en la imagen representaban imperios mundiales gentiles que
gobernarían sobre Israel en sucesión.

El Hombre Metálico
Cabeza de oro Babilonia
Cofre y brazos de plata Medo-Persia
Vientre y Muslos de Bronce Grecia
Piernas de hierro Roma
Pies y dedos de hierro y Roma II (forma final del Imperio Romano en una
arcilla confederación de diez naciones simbolizada por los
diez dedos del pie)

La piedra que destruyó la estatua representa la segunda venida de Cristo


cuando destruirá el gobierno de los gentiles. El hecho de que la piedra se
convierta en una montaña y llene la tierra es una imagen del reino mundial del
Mesías que reemplazará para siempre a los reinos del hombre.
DANIEL 7: LAS CUATRO BESTIAS
En Daniel 7, el profeta tiene una visión nocturna en la que cuatro grandes bestias
emergen del mar: un león alado, un oso, un leopardo de cuatro alas y una bestia
terrible con dientes de hierro y diez cuernos. Otro cuerno más pequeño aparece
entre estos diez cuernos, reemplazando a tres de ellos. Mientras tanto, “el
Anciano” se sienta a juzgar, asistido por millones de ángeles. Luego se mata a la
cuarta bestia, y al cuerno pequeño junto con ella. Entonces, “alguien como un hijo
de hombre que viene con las nubes del cielo” (v. 13) aparece y se acerca al
Anciano y se le da autoridad sobre el mundo.
La comparación de estas bestias con la estatua en Daniel 2 revela que Daniel 7
cubre básicamente el mismo terreno, pero desde una perspectiva diferente.
Como señala J. Dwight Pentecostés, “Mientras que en Daniel 2 el curso del
imperio mundial se ve desde la perspectiva del hombre, en Daniel 7 el mismo
curso del imperio se ve desde el punto de vista Divino, donde los imperios se ven,
no como una imagen gloriosa y atractiva. , sino como cuatro bestias salvajes y
voraces, que devoran y destruyen todo lo que tienen ante sí y, en consecuencia,
son dignas de juicio ”. 35

Las Cuatro Bestias de Daniel 7


León Babilonia
Oso Medo-Persia
Leopardo Grecia
Bestia terrible Roma

Paralelos entre Daniel 2 y 7

Imperio Mundial Daniel 2 Daniel 7


Babilonia Cabeza de oro León
Medo-Persia Hombro y brazos de plata Oso
Grecia Vientre y Muslos de Bronce Leopardo
Roma I ( Roma histórica ) Planchar Bestia terrible
Roma II (Futuro, último Imperio Diez dedos del pie Diez cuernos
Romano)
Antecristo Cuerno Pequeño
Reino de Cristo La Piedra Cortada destruye la El Hijo del Hombre recibe
imagen. el Reino.

Después de juntar Daniel 2 y 7, la imagen se vuelve clara. Los tiempos de los


gentiles comenzaron con el Imperio Babilónico en el 605 a.C., seguido por el
Imperio Persa, que reemplazó a Babilonia en el 539 a.C. Los persas, a su vez,
fueron derrocados por Alejandro el Grande en el 334–331 a. C., y Grecia fue
sucedida por Roma, que duró hasta el 476 d. C.

Daniel 2 y Daniel 7 se refieren claramente al Imperio Romano. Pero los diez


cuernos de Daniel 7 no parecen coincidir con el histórico Imperio Romano.
Daniel dice: “Sus diez cuernos son diez reyes” (7:24), pero esos diez líderes
nunca han existido. Esta ausencia indica que el Imperio Romano será revivido o
reunido en los últimos tiempos y finalmente estará encabezado por el "cuerno
pequeño", que es otro título para el Anticristo final. Su gobierno, y los tiempos de
los gentiles, terminarán cuando Cristo, la piedra golpeadora, el Hijo del Hombre,
venga a establecer Su Reino. “Su gobierno es eterno, nunca terminará. Su reino
nunca será destruido” (Daniel 7:14).
Daniel 9:24-27 — Las Setenta Semanas
Daniel 9:24-27 a menudo se ha llamado la "columna vertebral de la profecía
bíblica" y el "reloj profético de Dios". Esta profecía nos dice que Dios ha puesto
el futuro de Israel en un reloj. El escenario de esta profecía se encuentra en
Daniel 9:1-23. El profeta Daniel está en Babilonia, donde el pueblo judío ha
estado en el exilio durante casi setenta años. Daniel sabe por la lectura de las
profecías de Jeremías (Jeremías 25:11-12; 29:10) que el cautiverio solo durará
setenta años. En Daniel 9:1-23, Daniel confiesa los pecados del pueblo judío y ora
por la restauración del pueblo de Babilonia. Él sabe que los setenta años de
cautiverio han terminado (9:1-2), por lo que comienza a interceder por su
pueblo. Mientras Daniel todavía está orando, Dios le envía a Daniel una respuesta
inmediata por parte del ángel Gabriel (9:21). Daniel 9:24-27 es la respuesta de
Dios a la oración de Daniel, pero en esta respuesta Dios va mucho más allá de la
restauración del pueblo de Babilonia hasta la restauración final y definitiva de
Israel bajo el Mesías.

24 Setenta semanas están determinadas sobre tu pueblo y sobre tu santa


ciudad, para terminar la prevaricación, y poner fin al pecado, y expiar la
iniquidad, para traer la justicia perdurable, y sellar la visión y la profecía, y
ungir al Santo de los santos. 25 Sabe, pues, y entiende, que desde la salida de
la orden para restaurar y edificar a Jerusalén hasta el Mesías Príncipe, habrá
siete semanas, y sesenta y dos semanas; se volverá a edificar la plaza y el muro
en tiempos angustiosos. 26 Y después de las sesenta y dos semanas se quitará
la vida al Mesías, mas no por sí; y el pueblo de un príncipe que ha de venir
destruirá la ciudad y el santuario; y su fin será con inundación, y hasta el fin
de la guerra durarán las devastaciones. 27 Y por otra semana confirmará el
pacto con muchos; a la mitad de la semana hará cesar el sacrificio y la ofrenda.
Después con la muchedumbre de las abominaciones vendrá el desolador, hasta
que venga la consumación, y lo que está determinado se derrame sobre el
desolador.
DANIEL 9:24-27
Como puede ver, este pasaje es bastante detallado. Entonces, para ayudarnos
a comprender mejor su asombrosa precisión e importancia, lo dividiremos en
diez claves básicas.

DIEZ CLAVES PARA COMPRENDER LAS SETENTA SEMANAS DE DANIEL


1. Se trata de Semanas de Años
El término "semana" o "grupos de siete" se refiere a grupos de siete. Podría
referirse a conjuntos de días, semanas, meses o años. El contexto determina
su significado. Sabemos en el contexto de Daniel 9:24-27 que esto se refiere
a conjuntos de años porque Daniel ya había estado pensando en términos de
años en Daniel 9:1-2.
2. El Tiempo Total es 490 años.
El período completo involucrado, por lo tanto, es un período de 490 años
(setenta conjuntos de períodos de siete años usando un año profético de 360
días).
3. Se trata del Pueblo Judío y la Ciudad de Jerusalén.
Los 490 años se refieren al pueblo judío y la ciudad de Jerusalén, no a la
iglesia. Gabriel le dice a Daniel que este período de tiempo es “para tu pueblo
[Israel] y tu santa ciudad [Jerusalén]” (9:24).
4. El Propósito de las Setenta Semanas
El propósito de estos 490 años es lograr seis metas divinas. Los primeros
tres tienen que ver con el pecado del hombre, y los últimos tres tienen que
ver con la justicia de Dios:
 Para terminar la transgresión
 Para poner fin al pecado
 Para hacer expiación por la iniquidad
 Para traer la justicia perdurable
 Para sellar la visión y la profecía
 Para ungir al Santo de los santos
La muerte de Cristo en la cruz hizo provisión para el pecado, pero la
aceptación de Israel de este sacrificio no se realizará hasta que se
arrepientan al final de las setenta semanas, en conjunción con la segunda
venida de Cristo.
Los últimos tres de estos objetivos miran hacia la próxima Era del Reino.
Como dice Harold Hoehner, “Para ver las seis cosas en Daniel 9:24. . . ya que
haber sido cumplido en la muerte de Cristo en su primer advenimiento es
imposible. Todos estos tienen referencia a la nación de Israel y ninguno de
estos se ha cumplido para esa nación ". 36

5. Cuando el Reloj Empieza a Correr


El reloj profético divino para las setenta semanas o período de 490 años
comenzó a correr el 5 de marzo de 444 a. C., cuando el rey persa Artajerjes
emitió un decreto que permitía a los judíos regresar para reconstruir
Jerusalén (Nehemías 2:1-8).
6. Las Primeras Sesenta y Nueve Semanas (483 años)
Sesenta y nueve series de siete (7 x 69) o 483 años ocurrirían entre el
comienzo de la cuenta regresiva y la venida del Mesías. Este período exacto
de tiempo —173,880 días— transcurre desde el 5 de marzo de 444 a. C.
hasta el 30 de marzo de 33 d. C., el día en que Jesús entró en Jerusalén para
la Entrada Triunfal (Lucas 19:28-44). La precisión de esta profecía es
37 ¡

asombrosa! Yo la llamo la mayor profecía jamás dada. Se erige como una


prueba monumental de la inspiración de la Biblia.
7. La Brecha Llamada Gracia
Las primeras sesenta y nueve semanas ya han seguido su curso. Pero, ¿qué
pasa con el período final de siete años o lo que comúnmente se llama la
"septuagésima semana"? Cuando Israel rechazó a Jesucristo como su Mesías,
Dios suspendió Su plan para Israel. Por lo tanto, hay una brecha o paréntesis
de duración no especificada entre el sexagésimo noveno y el septuagésimo
conjunto de siete. Durante este paréntesis, se profetizan dos eventos
38

específicos en Daniel 9:26:


 El Mesías será asesinado (esto se cumplió el 3 de abril del año 33 d.C.).

 Jerusalén y el Templo serán destruidos (esto se cumplió el 6 de agosto


del 70 d.C.).

El reloj profético de Dios para Israel se detuvo al final del sexagésimo noveno
juego de las siete. Vivimos en esta brecha entre la semana sesenta y nueve y
la semana setenta; se llama la edad de la iglesia. La era de la iglesia terminará
cuando Cristo rapte a su esposa, la iglesia. Después de todo, dado que la
iglesia no estuvo presente durante las primeras sesenta y nueve semanas
desde el 444 a. C. hasta el 33 d. C., tiene sentido que la iglesia tampoco esté
aquí durante la última semana de años. Las setenta semanas tienen que ver
con Israel, no con la iglesia. Este razonamiento apoya el punto de vista del
Rapto anterior a la Tribulación que discutiremos más adelante en este libro.
8. El Tratado del Anticristo y los Últimos Siete Años
El reloj profético de Dios para Israel comenzará de nuevo después de que la
iglesia haya sido arrebatada, cuando el Anticristo entre en escena y ratifique
un tratado de siete años con Israel (Daniel 9:27). Este es el septuagésimo
39

conjunto de siete años, que espera su cumplimiento. Debido a que las


primeras sesenta y nueve semanas de años se cumplieron literalmente hasta
el mismo día, es lógico pensar que este tiempo futuro de siete años se
cumplirá literalmente en el futuro.
9. El Anticristo Rompe el Tratado
En una de las mayores dobles cruces de todos los tiempos, el Anticristo
romperá su pacto con Israel en su punto medio (después de 3 años y medio)
y colocará una estatua o imagen abominable y sacrílega de sí mismo en el
Templo de Dios reconstruido en Jerusalén (Mateo 24:21; Apocalipsis 13:14-
15). Los últimos 3 años y medio serán la “gran tribulación” de la que Jesús
habló en Mateo 24:21.
10. Al Final de las Setenta Semanas
Al final de los siete años, Dios matará al Anticristo (ver Daniel 9:27; 2
Tesalonicenses 2:8; Apocalipsis 19:20). Este evento marcará el final de los
setenta conjuntos de siete y el comienzo del reinado de mil años de Cristo
cuando las seis metas divinas en Daniel 9:24 se cumplirán por completo (ver
Apocalipsis 20:1-6). Para ayudarlo a comprender aún mejor esta increíble
profecía, aquí hay un par de ayudas visuales.

Resumen de las Setenta Semanas


Daniel 9:24 Las Setenta Semanas completas (490 años)
Daniel 9:25 Las primeras Sesenta y Nueve Semanas: 7 Semanas + 62 Semanas
(483 años o 173,880 días)
Daniel 9:26 El tiempo entre las Semanas Sesenta y Nueve Y Setenta (? Años, la
edad actual)
Daniel 9:27 La Septuagésima Semana (siete años)
Predecir un período de 173,880 días hasta el día mismo es la profecía más
grande jamás dada. Cuando Jesús entró en Jerusalén el 30 de marzo del 33 d.C.,
las primeras sesenta y nueve semanas de años (483 años) se cumplieron hasta
el mismo día. Jesús conocía el significado de esto cuando le dijo a la gente: “Si
supieras en este día, tú también, las cosas que contribuyen a la paz” (Lucas 19:42,
cursiva agregada). Añadió estas aleccionadoras palabras, “porque no reconociste
el tiempo de tu visitación” (Lucas 19:44, cursiva agregada). Jesús enfatizó "este
día" y "el tiempo" al pueblo judío porque se presentó ante ellos cumpliendo esta
asombrosa profecía. El tiempo de la visitación había llegado en el día exacto
profetizado, pero lo habían perdido debido a su incredulidad.
Jesús vendrá de nuevo algún día, quizás muy pronto. Hay un “tiempo de
visitación” final y futuro que también ocurrirá justo a tiempo de acuerdo con el
horario de Dios.
El Anticristo en Daniel
Uno de los temas clave en Daniel 7-12 es la persona y obra del gobernante
mundial venidero, el Anticristo. Él es el personaje humano dominante en estos
capítulos. Ocupa un lugar destacado en cada una de las últimas cuatro grandes
secciones proféticas de Daniel.

El Anticristo en Daniel 7–12


Daniel 7 El Cuerno Pequeño (7: 8, 11)
Daniel 8 Un Rey, Insolente y Hábil en Intrigas (8:23)
Daniel 9 El Príncipe o gobernante Que Ha De Venir (9:26) El que Causa
Profanación (9:27)

Daniel 11 El Rey (11:36)

Veinte Profecías Predictivas Clave de Daniel 40

1. El gobierno sucesivo de cuatro grandes imperios mundiales: Babilonia,


Medo-Persia, Grecia y Roma (capítulos 2 y 7)
2. La reunificación del Imperio Romano en los últimos días bajo el gobierno
de diez reyes o líderes (2:41-44; 7:24)
3. La aparición del Mesías para gobernar 483 años después de que se da el
decreto para reconstruir Jerusalén (9:25). Esta profecía se cumplió hasta el
día en que Cristo entró en Jerusalén en la Entrada Triunfal.
4. La muerte violenta del Mesías (9:26)
5. La destrucción de Jerusalén en el 70 d.C. (9:26)
6. El ascenso del Anticristo al poder (7:8, 20; 8:23)
7. El comienzo de la septuagésima semana: el pacto de siete años del
Anticristo con Israel (9:27)
8. La ruptura del pacto por parte del Anticristo en su punto medio (9:27)
9. La afirmación del Anticristo de que él es Dios (11:36)
10. La persecución del anticristo al pueblo de Dios (7:21)
11. El establecimiento de la abominación desoladora en el templo de los
últimos días por el Anticristo (9:27; 12:11)
12. La invasión norte-sur de Israel y el Anticristo (11: 40-45; Ezequiel 38-39)
13. La conquista militar del Anticristo y la consolidación de su imperio (11: 38-
44)
14. La condenación final del Anticristo (7:11, 26; 9:27)
15. La segunda venida de Cristo (2: 44-45; 7:13)
16. La resurrección de los muertos (12:2)
17. La recompensa de los justos (12: 3, 13)
18. El juicio de los malvados (7:9; 12:2)
19. El establecimiento del Reino de Cristo (2:44-45; 7:14, 22, 27)
20. Un gran aumento en el conocimiento de la profecía bíblica en los últimos
días (12:4)

El Discurso del Monte de los Olivos: Modelo del Fin de los


Tiempos
El discurso del Monte de los Olivos es un sermón que Jesús predicó desde el
Monte de los Olivos, al este de Jerusalén, tres días antes de morir en la cruz. El
discurso del Monte de los Olivos se encuentra en tres lugares de los Evangelios:
(1) Mateo 24-25, (2) Marcos 13 y (3) Lucas 21. Jesús predicó este sermón a un
grupo selecto de Sus discípulos. El discurso del Monte de los Olivos fue la
respuesta de Jesús a la pregunta de sus discípulos sobre la destrucción del
Templo y el fin de los tiempos. Marcos 13:3 dice que la audiencia de Jesús
consistió en solo cuatro hombres: Pedro, Santiago, Juan y Andrés. ¡Imagínese
cómo debe haber sido escuchar al Salvador delinear el plano del fin de los
tiempos en un entorno tan íntimo!
Mateo nos dice que antes de este sermón, Jesús y sus discípulos habían estado
en Jerusalén en los terrenos del templo. “Cuando Jesús salía del terreno del
templo, sus discípulos le señalaron los distintos edificios del templo. Pero él
respondió: '¿Ves todos estos edificios? Te digo la verdad, serán completamente
demolidos. ¡No quedará piedra sobre piedra!” (Mateo 24:1-2). Mientras Jesús y
los discípulos cruzaron el valle de Kidron hacia el monte de los Olivos, las
palabras de Jesús debieron estar grabadas a fuego en la mente de los discípulos.
Deben haberse preguntado cómo podría ser esto. ¿Cuándo pasaría esto? ¿Cuándo
llegaría el final?
Cuando Jesús y sus discípulos finalmente llegaron al monte de los Olivos, los
cuatro hombres se acercaron a él para pedirle una aclaración: “3 Y estando él
sentado en el monte de los Olivos, los discípulos se le acercaron aparte,
diciendo: Dinos, ¿cuándo serán estas cosas, y qué señal habrá de tu venida, y del fin
del siglo? ‘” (Mateo 24:3). Los discípulos estaban haciendo una gran pregunta con
tres partes. Claramente, la pregunta de los discípulos se centra en el regreso de
Cristo y el fin de los tiempos. Los discípulos no pudieron imaginar la destrucción
del Templo fuera del fin de la era. Para ellos, la destrucción del Templo, la venida
del Mesías y el fin del mundo estaban unidos (Zacarías 14:1-11). Este sermón,
por lo tanto, aborda el período de tribulación de siete años que ocurrirá justo
antes del regreso de Cristo.
El discurso de Jesús en el Monte de los Olivos a menudo se llama "El Mini
Apocalipsis" porque proporciona una descripción concisa pero completa de los
últimos tiempos. Jesús nos da el plano básico para el fin: una lista de verificación
de las señales de los tiempos para la segunda venida de Cristo. En veintisiete
versículos, Mateo 24:4-31 se mueve desde el comienzo de la futura Tribulación
hasta la segunda venida de Cristo.
En Mateo 24:4-14 Jesús enumera ocho señales clave que compara con los
dolores de parto que presagiarán su venida: falsos Cristos (v. 5); guerras (vv. 6-
7); hambrunas (v. 7); terremotos (v. 7); persecución (vv. 9-10); falsos profetas
(v. 11); anarquía (v. 12); y la predicación mundial del evangelio (v. 14). La
comparación con los dolores de parto indica que a medida que se acerca el
tiempo de la venida de Cristo, los juicios aumentarán enormemente en
frecuencia e intensidad.
Luego, en Mateo 24:15, Jesús dice: " Por tanto, cuando veáis en el lugar santo la
abominación desoladora de que habló el profeta Daniel (el que lee, entienda), ".
Jesús apela directamente a las profecías de Daniel y específicamente a Daniel
9:27. Jesús continúa describiendo los terrores de esa época. Mateo 24:15-20
marca el punto medio de la Tribulación cuando el Anticristo rompe su tratado
con Israel, invade la nación y profana el Templo (cf. Daniel 9:27).
A partir de Mateo 24:21, los últimos 3 años y medio de esta edad se describen
gráficamente. Los terrores serán tan grandes que Dios abreviará ese tiempo por
el bien de Su pueblo. Habrá personas señalando aquí y allá, afirmando haber
identificado al Mesías, pero Jesús advierte contra creer tales afirmaciones.
Después de la Tribulación, en el versículo 29, se presenta la segunda venida de
Cristo. Él describe las señales en los cielos que indicarán que el Hijo del Hombre
vendrá, y finalmente Su venida y reunión de Sus escogidos de todo el mundo. Lo
describe como “como en los días de Noé” (v. 37). Jesús anima a los discípulos a
buscar las señales, como hojas en una higuera, aunque se desconoce el día de su
regreso. No obstante, los anima a velar y permanecer fieles.

¿QUÉ PASA CON “ESTA GENERACIÓN”?


Algunos eruditos sostienen que la destrucción de Jerusalén en el año 70 d.C.
cumplió las predicciones de Jesús en Mateo 24. Este punto de vista se basa
principalmente en Mateo 24:34, que dice: “Les digo la verdad, esta generación no
pasará de la escena hasta que todas estas cosas suceden ". Los defensores
sostienen que "esta generación" debe referirse a la generación que originalmente
escuchó las palabras de Jesús. El principal problema con este punto de vista es
que la destrucción de Jerusalén no cumplió con los eventos descritos en Mateo
24, por lo que Jesús no podría haberse referido a ese período de tiempo.
En el contexto, “esta generación” probablemente se refiere a aquellos que
vivieron durante la Tribulación y que presenciarán personalmente los eventos
descritos en Mateo 24: 4-31. Jesús enfatiza que aquellos que vean las señales que
Él enumeró y experimenten la Gran Tribulación, también serán testigos de la
Segunda Venida. Jesús está diciendo que aquellos que estén vivos para ver el
41

comienzo de los dolores de parto también serán testigos del nacimiento.

MATEO 24 ES FUTURO
Creo que la mejor perspectiva es ver todas las condiciones y características en
Mateo 24:4-28 como eventos futuros que ocurrirán durante la Tribulación,
inmediatamente antes del regreso de Cristo. Dos puntos clave del contexto
circundante me llevan a este punto de vista.
Primero, Jesús estableció el marco de tiempo para este sermón en Mateo
23:39. “Les digo esto, nunca me volverán a ver hasta que digan: '¡Bendiciones
para el que viene en nombre del SEÑOR!'” Jesús les estaba diciendo a sus
discípulos que iba a dejar este mundo pero que lo haría. volvería sólo cuando el
pueblo judío se arrepintiera y lo recibiera como su Mesías. Esta declaración es
muy significativa; forma el telón de fondo y el contexto de lo que Jesús dice en
Mateo 24. El arrepentimiento judío, que nunca ha ocurrido y ciertamente no
ocurrió en el 70 d.C., es el evento final que desencadenará Su regreso. Al final de
la Tribulación, el pueblo judío se arrepentirá y su Mesías regresará para
rescatarlos del Anticristo (Zacarías 12:10).
En segundo lugar, cuando los discípulos le preguntaron a Jesús sobre el fin del
mundo, estaban pensando en cuándo vendría el Mesías para establecer Su
glorioso Reino en Israel. De hecho, Jesús mismo usó esta terminología exacta, "el
fin del mundo", dos veces antes para referirse al juicio final (Mateo 13:39, 49).
Estoy totalmente de acuerdo con este resumen conciso de John MacArthur.

Parece más sensato y más consistente, por lo tanto, adoptar un enfoque


futurista con respecto al Discurso del Monte de los Olivos: interpretar todo
el discurso como una imagen profética de una "generación" y de eventos que
tendrían lugar mucho después de la destrucción de Jerusalén en AD. 70.
Estos son eventos que precederán inmediatamente a la venida de Cristo
para establecer Su reino, y por lo tanto son eventos que aún son futuros
incluso hoy.42

Por lo tanto, creo que Jesús usó este sermón profético para delinear los
eventos que conducirán al regreso del Mesías de Israel para establecer Su Reino
en la tierra y para llamar a su pueblo a la fidelidad en vista de esa venida.

Cronología del Discurso del Monte de los Olivos


El Período de Tribulación de Siete Años 24:4-14
 Los primeros dolores de parto
 Primeros tres años y medio de la tribulación vv. 15-20
 La abominación desoladora (el anticristo profana el templo)
 Mitad de la tribulación vv. 21-28
 La gran tribulación
 Últimos tres años y medio de la tribulación
 La segunda venida vv. 29-31
 Jesús regresa Después de la tribulación
El Libro del Apocalipsis: Apocalipsis ¡Guau!
La revelación ocupa un lugar especial en el corazón del pueblo de Dios. Es el
último mensaje inspirado de Dios a la iglesia. La revelación es particularmente
importante por dos razones clave.
La Revelación Mira Hacia Atrás
Es perfectamente apropiado y necesario que el sexagésimo sexto libro de la
Biblia ate los cabos sueltos de los sesenta y cinco libros anteriores. Apocalipsis
no solo mira hacia la futura consumación de todas las cosas bajo Cristo, sino que
también mira hacia atrás y entreteje todos los hilos de los primeros sesenta y
cinco libros de la Biblia. Apocalipsis contiene 404 versículos y al menos 278
aluden a las Escrituras del Antiguo Testamento. Puede haber hasta 550 alusiones
en total al Antiguo Testamento en Apocalipsis. Proporcionalmente, Apocalipsis
alude a Daniel con mayor Frecuencia, Seguido De Isaías, Ezequiel Y Salmos.
Apocalipsis Ha Sido Llamado La "Gran Estación Central De La Biblia" Porque Es
El Lugar Donde Entran Todas Las Líneas De Pensamiento De Toda La Biblia.
La Revelación Mira Hacia el Futuro
También es apropiado y necesario que el último libro de la Biblia revele el
programa profético de Dios para el futuro y nos diga cómo va a salir todo al final.
Y esto es exactamente lo que hace Apocalipsis. La palabra revelación en griego es
apocalipsis, que significa "desvelar, descubrir o revelar algo que estaba oculto".
El propósito de este libro es revelar, descubrir o quitar la tapa del futuro. La
revelación es un relato emocionante e impresionante del futuro de este mundo.
CONTORNO
Se han propuesto muchos esquemas diferentes para Apocalipsis, pero el mejor
es el esquema triple inspirado contenido en Apocalipsis 1:19: “Por tanto, escribe
las cosas que has visto, las cosas que son y las cosas que sucederán. después de
estas cosas”.

I. “Las cosas que has visto” (capítulo 1)


II. “Las cosas que son” (capítulos 2-3)
III. “Las cosas que sucederán después de estas” (capítulos 4–22)

Otra forma sencilla de examinar Apocalipsis es utilizando este marco sencillo


que divide Apocalipsis en las cuatro edades diferentes que se encuentran en el
libro.
Las Cuatro Edades en Apocalipsis
Capítulos Edades Años
Capítulos 1 a 3 Edad de la Iglesia ? Años
Capítulos 4-19 Tribulación 7 años
Capítulo 20 Edad del Reino 1000 años
Capítulos 21-22 Edad Eterna Años sin fin

¿De qué Trata todo Esto?

El propósito principal del libro de Apocalipsis es dar la historia avanzada de


cómo Jesucristo recibe el Reino y toma el trono por medio del juicio. El libro de
Apocalipsis puede resultar sumamente confuso. Contiene su parte de desafíos
interpretativos, pero hay un objetivo claro y general hacia el que se basa el libro.
Apocalipsis crescendos en los capítulos 19-20. Estos dos capítulos pueden
ayudarnos a comprender su propósito y tema central: la autoridad de Jesús sobre
todo el universo.
La clave del libro en muchos sentidos es la escena celestial en Apocalipsis 5.
Después de presentar el “Señorío de Cristo” en Apocalipsis 1 y las “Cartas de
Cristo” en los capítulos 2-3, el libro cambia de la tierra al cielo en Apocalipsis 4,
donde el foco está en el trono de Dios. Luego, en el capítulo 5, Jesús, el Cordero
que es un León, toma el rollo de siete sellos de la mano del Padre. Él es el único
digno de abrirlo. Hay muchas interpretaciones del contenido del rollo de siete
sellados, pero el único documento que se selló de esta manera en el mundo
romano del siglo I fue un testamento y última voluntad. Cuando se ejecutó un
43

testamento, estaban presentes siete testigos para sellarlo. El testamento se


convertiría en un documento con siete sellos. Eso es lo que tenemos en
Apocalipsis 5.
El rollo de siete sellos representa el reino mesiánico que fue prometido en el
Antiguo Testamento (Salmo 2:8; Daniel 7:14). Al recibir el pergamino, Jesús
recibe Su herencia: ser Rey de Su Reino. Este es el objetivo final y el significado
de la historia. “Si el rollo no se abre, entonces [no hay] protección para los hijos
de Dios en las horas de amarga prueba; ningún juicio sobre un mundo
perseguidor; ningún triunfo final para los creyentes; no hay cielo y tierra nuevos;
sin herencia futura ". Cuando Jesús abre el pergamino, desenrolla la historia y
44

comienza a reinar como Rey.


Chuck Swindoll describe la escena: “Sólo una Persona en el cielo y la tierra fue
considerada digna de tomar ese pergamino, abrir sus sellos y comenzar el
proceso paso a paso de arrebatar el control del mundo al mal y vencer para
siempre el pecado y muerte: Jesucristo. Los pasos necesarios para preparar al
mundo para Su reino en la tierra, sin embargo, implican un período de juicio sin
precedentes ". 45

Con Apocalipsis 6, comienza la acción principal del libro. Jesús, el Señor del
futuro, comienza a abrir los sellos uno por uno, cada uno es un juicio. Los
primeros seis sellos se abren siniestramente. Estos juicios allanan el camino para
la herencia del Reino. Cuando se abre el séptimo sello en Apocalipsis 8, parece
que el rollo se abrirá por completo, pero el séptimo sello contiene siete juicios
más, llamados las siete trompetas. Cada trompeta siguiente suena, y cae un juicio
más terrible. Finalmente, en Apocalipsis 11, suena la séptima trompeta, que
contiene siete copas de la ira de Dios. Estos se derraman en rápida sucesión justo
antes de la segunda venida de Cristo a la tierra (Apocalipsis 16). Cuando viene a
la tierra, Jesús derrota a los ejércitos del Anticristo reunidos en Armagedón,
juzga a los que viven en la tierra y toma el trono.
En este punto, los siete sellos se han roto, el rollo está completamente abierto
y la herencia de Jesús se realiza completamente. David J. MacLeod dice: “Sólo
cuando estén todos rotos, es decir, sólo después de que se hayan cumplido los
juicios, se abre el rollo y se lee. El testamento contiene la herencia del pueblo de
Dios. . . . La ruptura de los sellos es una preparación para que el pueblo de Dios
entre en la herencia prometida, es decir, el futuro gobierno de mil años de Cristo
en la tierra”. Jesús toma posesión legítima como Rey. El Reino que le fue
46

prometido por el Padre ha llegado, pero viene sólo después de que el mundo bajo
su líder final, el Anticristo, haya sido derrotado y juzgado. El Reino viene, pero se
alcanza mediante un severo juicio sobre la tierra.
Toda la historia avanza hacia este gran clímax: el Reino de Dios en la tierra. De
eso se trata el Apocalipsis: Cristo viene a heredar el Reino. El Apocalipsis nos
muestra que toda la historia está bajo el control de Dios, que la historia se dirige
a alguna parte y que todo está ligado a la persona y obra de Jesucristo. Aquí “hay
una verdad bíblica simple pero profunda que no se puede exagerar: aparte de la
persona y obra redentora de Jesucristo, la historia es un enigma. . . . Cristo, y solo
Cristo, tiene la clave del significado de la historia humana. . . . Aparte del regreso
victorioso de Cristo, la historia no va a ninguna parte ". 47

Dos Patrones en Apocalipsis


Hay dos patrones clave a los que prestar atención en Apocalipsis. John estructura
el libro para alternar entre sí. Primero, como una obra larga, Revelation progresa
y luego se detiene para un intermedio, avanza un poco más y luego se detiene
para otro intermedio. En segundo lugar, también como una obra de teatro,
Apocalipsis cambia escenas, alternando entre el cielo y la tierra. Comprender
este patrón alterno lo ayudará a leer y seguir mucho mejor el Apocalipsis de Juan.

INTERMISIONES
Las tres series de juicios: los sellos (Apocalipsis 6), las trompetas (Apocalipsis 8-
9) y las copas (Apocalipsis 16), se suceden en secuencia y hacen avanzar la acción
en el libro de Apocalipsis hacia su culminación en el Reino. Esos juicios forman
la "columna vertebral cronológica" de Apocalipsis. Sin embargo, entre ellos hay
48

una gran cantidad de información provista sobre eventos clave y actores que
surgirán a medida que se desarrolle el drama. Estos intermedios son como
intermedios en la progresión del libro. A veces, el interludio se adelanta a la
historia y, a veces, retrocede para agregar o enfatizar información clave. 49

Por esta razón, Apocalipsis 6–18 se ha comparado con una conversación


telefónica entre dos personas: Apocalipsis 6 comienza a contar la historia en
orden a medida que se abren los sellos, pero pronto hay una interrupción entre
el sexto y el séptimo sellos para completar alguna información. (Apocalipsis 7).
El orden principal de eventos se reanuda en Apocalipsis 8–9 con las primeras
seis trompetas. Luego hay otro interludio entre la sexta y la séptima trompetas
con más información de relleno en los capítulos 10-15. Esta sección presenta a
los dos testigos y las dos bestias (Apocalipsis 11, 13).
La progresión principal regresa en Apocalipsis 16 con las siete copas y
concluye con un intermedio final que da más detalles en los capítulos 17-18,
donde se destaca la destrucción de Babilonia. 50

Puede resultar útil poner esto en forma de gráfico.

Secuencia de Eventos en Apocalipsis 6-20


Acción principal: Apocalipsis 6 (seis sellos)
Intermedio entre el sexto y el séptimo sellos — Apocalipsis 7
Retornos de acción principal: Apocalipsis 8–9 (séptimo sello, que contiene las siete
trompetas)
Intermedio entre la Sexta y la Séptima Trompetas: Apocalipsis 10–15
Currículum vitae principal: Apocalipsis 16 (siete tazones)
Intermedio que Describe la Destrucción de Babilonia la Grande:
Apocalipsis 17–18
Comienza la acción principal: Apocalipsis 19-20 (Segunda venida y Reino Milenial)
CIELO Y TIERRA

Una característica final de Apocalipsis que es útil comprender es la forma en que


las escenas se alternan entre el cielo y la tierra en Apocalipsis 4–20. Este patrón
alterno asegura a los lectores que el caos en la tierra está siendo controlado por
el cielo. Dios está en Su trono y supervisa todo lo que sucede en la tierra. Esto
debería ser un consuelo supremo en tiempos inciertos y turbulentos.

En el Cielo En la Tierra

El Trono Celestial (Cap.4) El Cordero en el Los Primeros Cuatro Juicios de Sellos (6:1-8)
Trono (Cap.5)

El Juicio del Quinto Sello (6:9-11) El Juicio del Sexto Sello (6:12-17) El
Sellamiento de los 144.000 (7:1-8)

La Gran Multitud (7:9-17) Preparativos Para Los Primeros Juicios de las Seis Trompetas (8:
Los Juicios de las Trompetas (8: 1-5) 6–9:21)
El Librito (Cap. 10) El Ministerio de los Dos
Testigos (11:1-14)

El Anuncio de la Séptima Trompeta (11:15- La Actividad de Satanás (12: 13-17)


19) La Expulsión De Satanás (12:1-12) La Actividad de las Dos Bestias (Cap.13) Juicio
Al Final de la Gran Tribulación (Cap.14)

El Anuncio de los Siete Últimos Juicios Los Juicios de las Siete Copas (Cap. 16) La
(Cap.15) Destrucción de Babilonia (Cap. 17-18)

Alabanza por Juzgar (19:1-10) La Segunda Venida de Cristo (19:11-21) El


Reinado Milenial de Cristo (Cap.20)
Conclusión
Daniel, el discurso del Monte de los Olivos y el libro de Apocalipsis son tres
sólidas patas del taburete profético. Otros pasajes incluyen Ezequiel 38–39, 1
Tesalonicenses 4–5 y 2 Tesalonicenses 2. Juntos forman la base estable para
construir un paradigma profético claro y consistente. Verá que se hace referencia
a estos pasajes una y otra vez en este libro, por lo que es importante estar
familiarizado con ellos. Espero que los antecedentes de este capítulo les sirvan
bien mientras continuamos nuestra exploración del final.
CAPÍTULO 6

Regreso al Futuro
El fin de los Tiempos cumple los Convenios de Dios

HAY VARIOS PROBLEMAS BÁSICOS en el desarrollo de una visión consistente de


los últimos tiempos. Uno de los pilares fundamentales es la comprensión de los
pactos bíblicos que Dios hizo con Abraham y sus descendientes. La forma en que
uno interpreta los pactos determina el tiempo general y la comprensión de los
eventos del fin de los tiempos y responde preguntas que aún son importantes en
la actualidad: ¿Quién es el dueño de la tierra de Israel? ¿Hay un futuro para el
pueblo judío en el plan de Dios para el mundo? ¿Cuál es ese futuro?
Dios hizo cuatro grandes pactos eternos, unilaterales e incondicionales con
Abraham y sus descendientes que establecieron una relación permanente entre
Dios y Su pueblo. Estos pactos son fundamentales para comprender el fin de los
tiempos porque Israel finalmente los cumplirá en el reino milenial. En ese día,
Israel tendrá una relación correcta con Dios para siempre, tal como lo
prometieron estos pactos.
El primero de estos pactos fue el Pacto de Abraham. Enmarca los otros pactos
que siguen.

El Pacto Abrahámico (Génesis 12:1-3; 15:18-21)


El Pacto de Abraham es el fundamento de la historia de Israel y el trato de Dios
con los descendientes de Abraham. John Walvoord observa:

El pacto de Dios con Abraham es una de las revelaciones importantes y


determinantes de las Escrituras. Proporciona la clave de todo el Antiguo
Testamento y busca su cumplimiento en el Nuevo. . . . El análisis de sus
disposiciones y el carácter de su cumplimiento estableció el molde para todo
el cuerpo de la verdad bíblica. 51

J. Dwight Pentecost también considera que este pacto sienta las bases para el
resto de las Escrituras: “Los aspectos eternos de este pacto, que garantizan a
Israel una existencia nacional permanente, un título perpetuo sobre la tierra
prometida y la certeza de la bendición material y espiritual a través de Cristo, y
garantizar a las naciones gentiles una participación en estas bendiciones,
determina todo el programa escatológico de la Palabra de Dios ”. Debido a su
52

importancia, el Pacto Abrahámico debe ser examinado cuidadosamente.


Las Disposiciones del Pacto
La promesa de Dios a Abraham se hace por primera vez en Génesis 12:1-3. La
promesa se formaliza en un pacto en Génesis 15:1-21 y luego se amplifica en
Génesis 17:1-18. Las promesas de Dios a Abraham tenían tres dimensiones:
personal, universal y nacional. La promesa personal de Dios al mismo Abraham
fue que haría grande el nombre de Abraham (Génesis 12:2). Esta promesa se le
hizo solo a Abraham y se cumplió literalmente en su vida. Abraham poseía
grandes rebaños y tenía los recursos para derrotar a cinco reyes (Génesis 14;
24:35). Más allá de eso, ha sido venerado por judíos y cristianos desde su muerte
hace casi cuatro mil años.

Sin embargo, la promesa no era solo personal; también era universal. Dios le
prometió a Abraham: “En ti serán benditas todas las familias de la tierra”
(Génesis 12:3). Ciertamente, esta profecía se ha cumplido parcialmente en la
bendición que ha llegado al mundo entero a través del mayor descendiente de
Abraham, Jesucristo. Sin embargo, la bendición final de Abraham a través de
Cristo vendrá durante las maravillosas condiciones que existirán en esta tierra
durante el Milenio.
Dios también hizo dos promesas nacionales a Abraham: (1) la promesa de los
descendientes que se convertirían en una gran nación (Génesis 12:1-3; 13:16;
15:5; 17:7; 22:17-18) y (2) la promesa de la tierra de Israel como herencia eterna
(Génesis 12:1; 13:14-17; 15:18-21). La tierra que Dios prometió incluye a la
nación moderna de Israel y partes de los actuales Egipto, Siria, Líbano e Irak
(Génesis 15:18-21). La promesa de Dios es el título de propiedad de Israel sobre
la tierra. Israel es la única nación que Dios alguna vez prometió una propiedad
en particular. La Tierra Prometida pertenece a Israel. Esta promesa
incondicional de la tierra nunca se ha cumplido por completo en la historia, pero
se cumplirá en el Milenio cuando Cristo le dé al pueblo judío la tierra que
prometió (Isaías 60:21; Ezequiel 34:11-16).
La Naturaleza del Pacto
La naturaleza del Pacto Abrahámico es fundamental de entender. La pregunta
básica es esta: ¿es condicional o incondicional? ¿El pacto depende de la fidelidad
de Dios e Israel (condicional), o depende solo de la fidelidad de Dios
(incondicional)? En otras palabras, ¿es un pacto mutuo (bilateral) o es
unidireccional (unilateral)?
Su visión de la naturaleza y el momento del Milenio guiará cómo responder a
estas preguntas. La mayoría de los amilenialistas y postmilenialistas creen que
este pacto era condicional; ellos argumentan que Israel falló en mantener su
parte del pacto, por lo que el pacto no necesita ser cumplido literalmente. Sin
embargo, algunos amilenialistas y posmilenialistas creen que el pacto es
incondicional, pero espiritualizan la bendición prometida de Dios y la transfieren
de Israel a la iglesia. Los premilenialistas sostienen que el Pacto Abrahámico es
literal e incondicional y se cumplirá en el futuro reinado de Cristo en la tierra.
Esta es la opinión que tengo.

El Pacto Abrahámico debe interpretarse literalmente, no espiritualmente,


porque las partes del mismo que ya se han cumplido se han cumplido
literalmente. Abraham literalmente tuvo muchos descendientes que se
convirtieron en una gran nación, el mundo entero ha sido bendecido a través de
él y Dios engrandeció su nombre. Las partes del pacto que se han cumplido en la
historia han seguido este patrón literal, por lo que debemos esperar que las
partes incumplidas, como la promesa de la tierra, también se cumplan
literalmente. Es inconsistente cambiar a mitad de camino de la realización literal
a la espiritual sin una indicación clara de que se espera tal cambio.
El pacto debe entenderse como un pacto incondicional por cinco razones
básicas. Primero, el Pacto Abrahámico era un pacto de sangre que obligaba a las
53

partes incondicionalmente a cumplir su promesa. En un pacto de sangre, los


animales se cortarían por la mitad y los cadáveres divididos se colocarían
separados unos de otros con suficiente espacio para que ambas partes
caminaran entre ellos. Al hacer esto, cada parte se comprometía con su propia
sangre a mantener su parte del trato hasta que se cumpliera la promesa.
Abraham, de acuerdo con la costumbre del pacto, sacrificó los animales,
dividió los cadáveres de los tres animales grandes y los puso todos en el suelo.
Entonces, sucedió algo muy significativo: “Abram cayó en un sueño profundo”
(Génesis 15:12). Nunca caminó entre los animales; solo Dios lo hizo. En esta
ocasión única, Abraham (en ese momento llamado Abram) no participó en el
pacto; más bien, fue un recipiente de un pacto. La ceremonia del pacto de Dios
con Abraham muestra que es incondicional y unidireccional. Abraham nunca
caminó entre los pedazos de los animales muertos. No hizo promesas. Solo Dios
lo hizo. El cumplimiento del Pacto Abrahámico "se basa plenamente en la
fidelidad de Dios". Él es el único responsable de cumplirlo.
54

Una segunda razón para interpretar este pacto como incondicional es que las
promesas originales le fueron dadas a Abraham sin condición alguna. Es cierto
que Dios luego agregó la circuncisión como una señal del pacto (Génesis 17:9-
14), pero las condiciones posteriores no pueden alterar el acuerdo original. En la
declaración original del pacto, Dios le dice a Abraham lo que hará por él sin
ninguna condición establecida (Génesis 12:1-3; 15:18). Además, cuando Dios
reiteró el pacto con el hijo de Abraham, Isaac, y el nieto de Jacob, no había
condiciones humanas (Génesis 26:2-4, 24; 28:13-15). El pacto tiene que ver con
lo que Dios hará.

Una tercera razón por la que el pacto abrahámico es incondicional es que las
Escrituras declaran repetidamente que el pacto es eterno (Génesis 13:15; 17:7,
13, 19; 1 Crónicas 16:16-17; Salmo 105:9-10; Jeremías 31:35-36). “Las Escrituras
enseñan claramente que este es un pacto eterno basado en las promesas de
gracia de Dios. Puede haber retrasos, aplazamientos y castigos, pero un pacto
eterno no puede, si Dios no puede negarse a sí mismo, ser derogado ". La 55

duración eterna del pacto apoya su incondicionalidad.


Cuarto, el Nuevo Testamento afirma expresamente la naturaleza inmutable
del pacto (Romanos 11:1-2, 11, 28-29; Hebreos 6:13-18).
Quinto, la Escritura declara muchas veces que el Pacto de Abraham todavía
está en vigor a pesar de que el pueblo judío fue infiel. Su fracaso, no importa cuán
grave o prolongado sea, no anuló el pacto (Génesis 50:24; Éxodo 2:24;
Deuteronomio 9:5-6; 2 Reyes 13:23; Miqueas 7:18, 20; Malaquías 3:6; Lucas
1:67-75; Hechos 3:25-26). Incluso durante la apostasía en los días de Jeremías,
Dios reafirmó su compromiso inquebrantable con el pueblo del pacto.

35 Así ha dicho Jehová, que da el sol para luz del día, las leyes de la luna y de
las estrellas para luz de la noche, que parte el mar, y braman sus ondas;
Jehová de los ejércitos es su nombre: 36 Si faltaren estas leyes delante de mí,
dice Jehová, también la descendencia de Israel faltará para no ser nación
delante de mí eternamente. 37 Así ha dicho Jehová: Si los cielos arriba se
pueden medir, y explorarse abajo los fundamentos de la tierra, también yo
desecharé toda la descendencia de Israel por todo lo que hicieron, dice
Jehová. "
JEREMÍAS 31:35-37

Ronald Diprose lo dice bien: “El pecado de Israel no puede frustrar los
propósitos futuros de Dios para la nación más de lo que se pueden medir los
cielos y conocer todos los secretos de la tierra. Por lo tanto, está claro que Dios
no rechazará a los descendientes de Israel debido a la infidelidad de la nación.
Pero hay más: solo en el caso del colapso del control soberano de Dios sobre el
universo físico, Israel dejaría de existir como nación”.56

¿Qué más pudo haber hecho Dios para reafirmar la naturaleza eterna e
incondicional de Su pacto con Abraham?
Conclusión
El Pacto Abrahámico contiene tres grandes promesas eternas e incondicionales
que afectan a Israel y, en última instancia, a las naciones. Las tres promesas son
semilla, suelo y salvación, o descendencia, tierra y bendición. Como dice Ryrie,
"Dado que el pacto nunca se ha cumplido en la historia, si el lenguaje significa
algo, debe tener un cumplimiento literal". Este cumplimiento vendrá cuando
57

Cristo regrese a reinar en la tierra.


Los otros tres pactos incondicionales amplifican cada uno de los elementos
clave de las promesas abrahámicas: suelo (el Pacto de la Tierra), semilla (el Pacto
Davídico) y salvación (el Nuevo Pacto).

Los Pactos Bíblicos Incondicionales


Pacto abrahámico
Suelo Semilla Salvación
Pacto de la tierra Pacto Davídico Nuevo pacto

El Pacto de la Tierra (Deuteronomio 30:1-10)


El Pacto de la Tierra, a veces también llamado Pacto Palestino, amplifica la
promesa del suelo a Abraham. Dado que tiene sus raíces en el Pacto de Abraham
y es un subconjunto de él, entonces también debe ser incondicional y eterno. El
Pacto de la Tierra reitera que los descendientes de Abraham poseen la tierra. J.
Dwight Pentecostés resume las características del Pacto de la Tierra de

DEUTERONOMIO 30:1-10:

Hay siete características principales en el programa que se desarrolló allí:

(1) La nación será arrancada de la tierra por su infidelidad (Deuteronomio


28:63-68; 30:1-3);

(2) Habrá un arrepentimiento futuro de Israel (Deuteronomio 28:63-68;


30:1-3);

(3) Su Mesías regresará (Deuteronomio 30:3-6);

(4) Israel será restaurado a la tierra (Deuteronomio 30:5);


(5) Israel se convertirá como nación (Deuteronomio 30:4-8; cf. Rom. 11:
26-27);

(6) Los enemigos de Israel serán juzgados (Deuteronomio 30:7);

(7) La nación recibirá entonces toda su bendición (Deuteronomio 30:9). 58

La única característica condicional en este pacto es el elemento de tiempo. El


arrepentimiento de Israel y su restauración a la tierra y al Señor son seguros;
solo se desconoce el tiempo. Este pacto no se cumplió literal y completamente en
ningún momento del Antiguo Testamento, por lo que su realización debe ser
futura.
59

Es importante distinguir entre la propiedad de Israel de la Tierra Prometida y


su ocupación. Las Escrituras afirman que son dueños de la tierra: Dios les dio a
Abraham ya sus descendientes el título de propiedad de la tierra para siempre
(Génesis 13:15). Sin embargo, su ocupación de la tierra se ha roto repetidamente
a lo largo de la historia. Su exilio de la tierra puede ocurrir debido a su
desobediencia a Dios, que fue el caso de la deportación de Babilonia. Estas
consecuencias fueron parte del Pacto de la Tierra en Deuteronomio 28:63-68. No
obstante, Dios prometió llevar al pueblo judío a la salvación y cumplir su buena
promesa de que algún día serán dueños de la tierra para siempre.

El Pacto Davídico (2 Samuel 7:12-16)


El rey David, el hombre conforme al corazón de Dios, tenía un profundo deseo de
construir una casa para Dios, un lugar de adoración digno del único Dios
verdadero, pero a David no se le permitió construir la casa de Dios porque había
sido un hombre derramado de sangre y guerra. En 2 Samuel 7, Dios le dijo a David
que no se le permitiría construir la casa de Dios, pero que Dios le construiría una
casa, una dinastía real que nunca terminaría.

La promesa de Dios a David extiende el Pacto de Abraham para los


descendientes de Abraham. Dios le prometió a Abraham que, a través de su
esposa Sara, “reyes de pueblos vendrán” (Génesis 17:16). Este pacto, ya que se
basa en el Pacto de Abraham, también es incondicional y se declara
específicamente que es eterno (2 Samuel 7:13; Salmo 89:3-4, 28-29). El Pacto
Davídico contiene tres elementos básicos.

1. Casa: se refiere a la dinastía de David o la familia real.


2. Trono: se refiere a la autoridad o derecho de David a gobernar.
3. Reino: esto se refiere al reino de David, que es el reino terrenal y
político de Israel.

En este pacto, Dios le prometió a David que alguien de su casa o dinastía se


sentaría en su trono y gobernaría su reino para siempre. Todos los creyentes
están de acuerdo en que Jesús cumplió esta promesa, siendo el hijo mayor de
David (Lucas 1:32-33). Pero, ¿se cumplirá también literalmente con Israel? ¿O el
trono de Jesús en el cielo será el trono de David? ¿La iglesia actual califica como
el reino de David? Aquí hay diferencias de opinión.
Los amilenialistas creen que Jesús es el Hijo de David que cumple este pacto,
pero sostienen que Jesús lo cumple hoy al sentarse en el trono en el cielo y
gobernar la iglesia. Esta vista tiene varios problemas, pero por cuestiones de
espacio solo abordaré el más serio.
Cuando Dios prometió que uno de los descendientes de David se sentaría en
su trono y gobernaría su reino, David pensó en su trono terrenal, no en un trono
en el cielo, y entendió que esta promesa se refería a su reino, que era la nación
de Israel (2 Samuel 23:5; 1 Reyes 1:30-37). No tenía ningún concepto de la iglesia
del Nuevo Testamento como su reino. Un elemento esencial de cualquier
contrato válido y vinculante es que las partes deben estar de acuerdo. Dios
ciertamente sabía que David estaba pensando en un trono terrenal y un reino
político. No podría haber estado pensando en otra cosa. Eso era todo lo que sabía.
Si Dios, conociendo las expectativas de David, cumplió el pacto de una manera
contraria al entendimiento de David, entonces nunca hubo un pacto válido en
primer lugar.

El acuerdo era que el Hijo de David se sentara en el trono terrenal de David y


gobernara el reino de David en la tierra para siempre. Esto debe cumplirse
literalmente para que el pacto sea válido y para que Dios cumpla su solemne
promesa a David. Esta promesa se cumplirá solo cuando Jesucristo, de la línea de
David, se siente en el trono de David en Jerusalén, gobernando sobre Israel en el
Milenio venidero y en la eternidad (Ezequiel 37:22-25; Amós 9:11-15; Sofonías
3:14-17; Lucas 1:30-33, 69). El pacto no requiere que el trono esté ocupado
continuamente. De hecho, anticipa que habrá interrupciones en el reinado de los
reyes davídicos (2 Samuel 7:14). "La única característica necesaria es que el
linaje no se puede perder, no que el trono se ocupe continuamente". 60

Implicaciones Proféticas del Pacto Davídico 61

Israel debe ser preservado como nación.


Israel debe tener una existencia nacional y ser devuelto a la tierra.
El Hijo de David, el Señor Jesucristo, debe regresar a la tierra, corporal y
literalmente, para reinar sobre el reino del pacto de David.
Debe existir un reino terrenal literal sobre el cual reinará el Mesías que regresa.
Este reino debe convertirse en un reino eterno.

El Nuevo Pacto (Jeremías 31:31-34)


El Nuevo Pacto amplifica la promesa de salvación original de Dios a Abraham.
Paul Benware declara su significado: “Habría una cierta sensación de vacío y falta
de éxito si el Mesías llegara a reinar en el trono de David y gobernara sobre el
área de tierra designada, pero gobernara a un pueblo rebelde y no regenerado.
Esto sería absolutamente inaceptable para el Señor ". El Nuevo Pacto es la
62

promesa de Dios de llevar al pueblo judío a una relación correcta consigo mismo.

“Se acerca el día”, dice el Señor, “cuando haré un nuevo pacto con el pueblo
de Israel y Judá. Este pacto no será como el que hice con sus antepasados
cuando los tomé de la mano y los saqué de la tierra de Egipto. Rompieron
ese pacto, aunque yo los amaba como un esposo ama a su esposa”, dice el
Señor.

“31 He aquí que vienen días, dice Jehová, en los cuales haré nuevo pacto con
la casa de Israel y con la casa de Judá. 32 No como el pacto que hice con sus
padres el día que tomé su mano para sacarlos de la tierra de Egipto; porque
ellos invalidaron mi pacto, aunque fui yo un marido para ellos, dice Jehová. 33
Pero este es el pacto que haré con la casa de Israel después de aquellos días,
dice Jehová: Daré mi ley en su mente, y la escribiré en su corazón; y yo seré a
ellos por Dios, y ellos me serán por pueblo. 34 Y no enseñará más ninguno a su
prójimo, ni ninguno a su hermano, diciendo: Conoce a Jehová; porque todos
me conocerán, desde el más pequeño de ellos hasta el más grande, dice Jehová;
porque perdonaré la maldad de ellos, y no me acordaré más de su pecado.".
JEREMÍAS 31:31-34
Este pacto se confirma en otras partes del Antiguo Testamento y se declara
eterno (Isaías 61:8-9; Ezequiel 16:62; 37:24-28). Como las promesas a Abraham
y David, la promesa de Dios a Israel en este pacto también contiene tres
elementos centrales.

1. El perdón de los pecados: Dios perdonará al pueblo de Israel por sus


pecados.
2. El Espíritu que mora en nosotros: Dios pondrá Su Espíritu en los
corazones de la gente para instruirlos personalmente en Su camino
(Ezequiel 36:24-26).
3. Un corazón nuevo: Dios le dará a su pueblo un corazón nuevo y limpio
con su ley inscrita en él.

Si bien los creyentes de hoy disfrutan de todas estas promesas como resultado
del Nuevo Pacto en la sangre de Cristo (Mateo 26:28) y son ministros del Nuevo
Pacto (2 Corintios 3:6), las promesas específicas en Jeremías 31:31-34 son a la
“casa de Israel y con la casa de Judá” (Jeremías 31:31) y encontrarán su
cumplimiento final para Israel en el reino milenial cuando sean restaurados a la
tierra con Cristo como su rey. (Observe que el contexto de este pacto en Jeremías
31:35-40 es el Reino futuro).

Aunque la iglesia participa en la bendición del Nuevo Pacto, esto no anula las
claras promesas de Dios a Israel. Estas promesas nunca se han cumplido con
Israel, pero se cumplirán cuando Israel sea restaurado a su tierra, se someta a
una conversión y regeneración nacional, reciba el perdón y un corazón nuevo, y
experimente el Espíritu Santo que produce justicia y pleno conocimiento de Dios.
"El Mesías que vino y derramó Su sangre como fundamento de este pacto debe
regresar personalmente a la tierra para efectuar la salvación, restauración y
bendición del Israel nacional".
63

Conclusión sobre los Convenios


Estos cuatro pactos eternos, unidireccionales e incondicionales con Israel se
cumplirán en el futuro gracias a la fidelidad de Aquel que los hizo. Dios guardará
Su palabra para Abraham y sus descendientes, no por su dignidad, sino por Su
propia palabra y reputación. Las características clave de estos convenios pueden
cristalizarse en siete títulos principales.

Siete Características Clave de los Pactos Bíblicos 64

Una Nación para Siempre


Una Tierra para Siempre
Un Rey para Siempre
Un Trono para Siempre
Un Reino para Siempre
Un Nuevo Pacto
Bendiciones Permanentes

Como puede ver, estos convenios, de muchas maneras, determinan el curso de


los eventos futuros. Las promesas de Dios a Israel son incondicionales y eternas,
pero no se han cumplido por completo. Por lo tanto, es lógico pensar que esas
promesas se cumplirán en el futuro, en los últimos tiempos. Debido a la relación
de larga data de Dios con Israel, también tiene sentido que el Israel literal vea a
Dios cumplir estas promesas y recibirá esos beneficios. No será una versión
espiritual de Israel; será el Israel literal. Israel aún tiene un papel claro que
desempeñar en los planes de Dios para el mundo entero. Estos incluyen los
eventos futuros que discutiremos a lo largo del resto de este libro.
CAPÍTULO 7

¿Estamos Viviendo en el "Fin de los Tiempos"?

LA ESCATOLOGÍA APUNTA AL FIN. Escatología significa "el estudio de las últimas


cosas". En este libro, usaremos algunas frases diferentes para referirnos a estas
últimas cosas: los últimos tiempos, los últimos días, el Día del Señor. Estas
palabras son algo intercambiables, aunque algunas también tienen definiciones
más técnicas. Echemos un vistazo a algunos de estos términos. Nos ayudarán a
captar las ideas del resto de este libro.

“Los Últimos Días"


¿Estamos viviendo en los últimos días? ¿Son estos los últimos tiempos? Alguien
hace esas preguntas en casi todas las conferencias de profecías a las que asisto.
Lo que generalmente quieren decir es: "¿Estamos viviendo en los últimos días
antes de la venida del Señor?" Debido a que se habla tanto de los “últimos días”,
es muy importante que entendamos lo que significan las Escrituras cuando se
refieren a este período de tiempo.
Cuando hablamos de los últimos días y de los últimos tiempos, tenemos que
distinguir entre los “últimos días” para la iglesia, en los que nos encontramos
ahora, y los últimos días para Israel, que aún están en el futuro.

A veces, los cristianos leen en la Biblia sobre los "últimos días", "los
últimos tiempos", etc. y tienden a pensar que todas estas frases todo el
tiempo se refieren a lo mismo. Este no es el caso, así como en nuestras
propias vidas hay muchos finales: está el final de la jornada laboral, el final
del día según el reloj, el final de la semana, el final del mes y el fin de año. El
hecho de que se utilice la palabra "fin" no significa que siempre se refiera a
lo mismo. La palabra "fin" está restringida y definida con precisión cuando
se modifica por "día", "semana", "año", etc. Así que es en la Biblia que "los
últimos tiempos" puede referirse al final de la era de la iglesia actual. o
puede referirse a otras épocas. . . . La Biblia habla claramente de los últimos
días o del tiempo del fin, pero no siempre se refiere al mismo período de
tiempo. El referente contextual permite al lector saber si la Biblia está
hablando de los últimos días relacionados con Israel o del fin de los tiempos
en referencia a la iglesia. 75
Así que "los últimos tiempos" es un término general amplio y "últimos días" es
más específico. Cuando hablamos del fin de los tiempos, nos referimos a todos
los eventos que comienzan con el Rapto hasta la eternidad. Por lo tanto, los
tiempos finales incluyen el Rapto, que finaliza los últimos días para la iglesia, y
los últimos días para Israel, que siguen al Rapto.
En el Antiguo Testamento, los últimos días se refieren al tiempo que precede
e incluye la venida del Mesías y el establecimiento de Su reino milenial en la
tierra (Deuteronomio 4:30; Isaías 2:2; Jeremías 30:24; Ezequiel 38:16; Miqueas
4:1). Estos términos se refieren a los últimos días de Israel, no a la iglesia. Para
los profetas del Antiguo Testamento, la iglesia y la era de la iglesia eran misterios
que no veían (Efesios 3:3-9). Entonces, en el Antiguo Testamento, los últimos
días se refieren a los últimos días para Israel, que son los siete años de la
Tribulación que culminan con la segunda venida de Cristo y el establecimiento
de Su Reino.
Pasando al Nuevo Testamento, el término “últimos días” se refiere con mayor
frecuencia a los últimos días de la iglesia y la era de la iglesia (1 Timoteo 4:1; 2
Timoteo 3:1; Santiago 5:3; 1 Pedro 1:20; 2 Pedro 3:3).

El apóstol Pedro dijo desde los años 60 d.C. que “el fin del mundo se acerca” (1
Pedro 4:7). Incluso en la época del Nuevo Testamento, los apóstoles "sintieron
que se habían acercado mucho más a la consumación del plan de Dios para este
mundo". La era del Antiguo Testamento había terminado; ahora vivían en una
66

nueva era. Para los apóstoles, el fin de los tiempos ya era una realidad presente.
Las Escrituras indican que la primera venida de Jesucristo inauguró los “últimos
días” para la iglesia. Según el Nuevo Testamento, estamos viviendo ahora mismo
en los últimos días de la iglesia.
Hebreos 1:2 dice: “en estos postreros [últimos] días nos ha hablado por el Hijo,
a quien constituyó heredero de todo, y por quien asimismo hizo el universo;”. El
apóstol Juan también llama a esta era actual la “última hora”. “ Hijitos, ya es el
último tiempo; y según vosotros oísteis que el anticristo viene, así ahora han
surgido muchos anticristos; por esto conocemos que es el último tiempo.” (1 Juan
2:18).
Los últimos días para la iglesia comenzaron con el primer advenimiento de
Cristo y terminarán con el Rapto. Por lo tanto, toda la edad actual de la iglesia
puede llamarse los últimos días.
El referirse a esta era como los “últimos días” (o la “última hora”) es un vívido
recordatorio de que Cristo podría venir en cualquier momento. Cada generación
desde la venida de Cristo ha vivido con la esperanza de que podría ser la
generación final y que Cristo podría entrar en cualquier momento. Ninguna
profecía debe cumplirse antes de que Cristo pueda venir. Vivimos en los últimos
días de la era de la iglesia. Cuando tenga lugar el Rapto, comenzarán los tiempos
finales.

Últimos Días para la iglesia Últimos Días para Israel


Comenzó en la primera venida de Cristo Comienza al comienzo de la Tribulación
Termina con el Rapto Termina con el reino milenario
Los tiempos finales incluyen el Rapto, la Tribulación, la segunda venida de Cristo,
el Milenio y la eternidad.

¿Qué es el "Día del Señor"?


Otro término escatológico clave para entender es el "Día del Señor". El Antiguo
Testamento se refiere al Día del Señor diecinueve momentos específicos, pero 67,

decenas de otros lugares se refieren al "día" o "ese día".


El Nuevo Testamento menciona el Día del Señor cuatro veces (Hechos 2:20; 1
Tesalonicenses 5:2; 2 Tesalonicenses 2:2; 2 Pedro 3:10).
¿Qué es el "Día del Señor"? Lo primero que debemos hacer es definir qué
entendemos por "día". Eso puede parecer bastante obvio; sin embargo, la palabra
día se usa en la Biblia de tres formas principales. Los tres usos se ilustran en los
dos primeros capítulos del Génesis. Primero, a veces se usa para referirse a la luz
del día, las horas entre el amanecer y el atardecer (Génesis 1:5). En segundo
lugar, también se usa para referirse a un día de veinticuatro horas (Génesis 1:5).
El día judío comenzaba al atardecer y continuaba hasta el día siguiente al
atardecer. En tercer lugar, la palabra día se usa en la Biblia como un período de
tiempo (Génesis 2:4), tal como la usamos en inglés. Hablamos del día de nuestra
juventud. No nos referimos a que fuimos jóvenes sólo un día, sino al período
prolongado de tiempo en el que fuimos jóvenes. El Día del Señor cae en esta
categoría final. Es un período de tiempo prolongado, no solo un período de doce
o veinticuatro horas.
En 1 Tesalonicenses 5, el Día del Señor se refiere a un período prolongado de
tiempo, pero se le dan características como un día de veinticuatro horas. Es un
día que comienza a medianoche o en la oscuridad, avanzando hacia el amanecer
y luego a la luz del día. Ese es el simbolismo involucrado en el Día del Señor.
Algunos pasajes de muestra ofrecen una descripción general de este período.
9 He aquí el día de Jehová viene, terrible, y de indignación y ardor de ira, para
convertir la tierra en soledad, y raer de ella a sus pecadores. 10 Por lo cual las
estrellas de los cielos y sus luceros no darán su luz; y el sol se oscurecerá al
nacer, y la luna no dará su resplandor. 11 Y castigaré al mundo por su maldad,
y a los impíos por su iniquidad; y haré que cese la arrogancia de los soberbios,
y abatiré la altivez de los fuertes. ".
ISAÍAS 13:9-11
Isaías 13 describe un juicio dramático manifestado en el mundo físico, que
interferirá con la luz del sol, la luna y las estrellas. Dios humillará a los orgullosos
y juzgará a los pecadores (véase también Sofonías 1:14-16).
Sin embargo, las Escrituras también describen el Día del Señor como un
tiempo de liberación y bendición para Israel. El Día del Señor incluye el Milenio
— todo el reino del reino de Cristo en la tierra — en el cual Cristo dirige
personalmente el gobierno del mundo. Sofonías 3:14-17 describe la bendición de
Israel en ese día, obviamente después del tiempo del juicio:

14 Canta, oh hija de Sion; da voces de júbilo, oh Israel; gózate y regocíjate de


todo corazón, hija de Jerusalén. 15 Jehová ha apartado tus juicios, ha echado
fuera tus enemigos; Jehová es Rey de Israel en medio de ti; nunca más verás
el mal. 16 En aquel tiempo se dirá a Jerusalén: No temas; Sion, no se debiliten
tus manos. 17 Jehová está en medio de ti, poderoso, él salvará; se gozará sobre
ti con alegría, callará de amor, se regocijará sobre ti con cánticos. ".

Este pasaje profetiza la alabanza y el regocijo de Israel durante el Milenio en


la tierra. Joel 3 arroja luz adicional sobre la fase de bendición del Día del Señor.
Joel 3:14 se refiere al “día del Señor”, y Joel luego continúa: “En ese día [el día del
Señor] los montes gotearán con vino dulce, y los collados fluirán leche. El agua
llenará los lechos de los arroyos de Judá, y una fuente brotará del templo del Señor,
que regará el árido valle de las acacias” (3:18). Esta descripción mira más allá de
los problemas de Israel en los días de Joel al tiempo de la bendición futura cuando
la tierra de Israel será restaurada durante el reinado del Mesías en la tierra. Esto
indica que el Día del Señor se extiende hasta el reino milenario y mesiánico.
Finalmente, 2 Pedro 3:10-13 indica que el Día del Señor incluirá la destrucción
de los cielos y la tierra actuales y la creación de los cielos nuevos y la tierra nueva.
Al juntar estos pasajes, el día del Señor es cualquier momento en que Dios
interviene directa y dramáticamente en la historia, ya sea para juzgar o bendecir.
Dios ha intervenido de esta manera en el pasado y volverá a hacerlo en el futuro.
Ha habido “días del Señor” específicos, pasados, cuando Dios intervino
dramáticamente para juzgar. Por ejemplo, la destrucción de Egipto fue llamada
el “día del Señor” (Ezequiel 30:1-4). La plaga de langostas en Joel fue un día del
Señor cuando Dios intervino directamente para juzgar a Israel (Joel 1:15). Sin
embargo, es importante recordar que todos estos días pasados e históricos del
Señor prefiguran el Día del Señor final y futuro.
J. Dwight Pentecost señala el momento para este día futuro: “El día del Señor
es ese período extendido de tiempo que comienza con los tratos de Dios con
Israel después del rapto al comienzo del período de tribulación y se extiende
hasta el segundo advenimiento y la era del milenio. hasta la creación de los cielos
nuevos y la tierra nueva después del milenio ". 68

Como se revela en las Escrituras, el futuro Día del Señor es un período de


tiempo que comenzará con la Tribulación de siete años, que podríamos llamar la
fase de juicio, y continuará durante todo el reinado de mil años de Cristo y el
Reino de Dios. creación de los cielos nuevos y la tierra nueva, que podríamos
llamar la fase de bendición. El futuro Día del Señor se extenderá desde el Rapto
hasta la creación de los cielos nuevos y la tierra nueva, desde el Rapto hasta la
recreación. Comenzará con un tiempo de ira y juicio sobre un mundo inicuo y
que rechaza a Cristo y culminará en un tiempo de paz y prosperidad; Cristo
estará en medio de la tierra, gobernará la tierra y bendecirá a la nación de Israel.
Al igual que un día de veinticuatro horas, el Día del Señor comenzará con la
noche oscura de la Tribulación, continuando con el amanecer cuando Cristo
regrese, y luego el mundo disfrutará del pleno sol de la luz del día durante el
Reino. de Cristo.

Dos Fases del futuro día del Señor

Fase 1: Juicio Fase 2: Bendición


Tribulación Milenio
Oscuridad Ligero
Siete años Mil años

Actualmente no estamos en el Día del Señor. Nuestro tiempo presente, esta era
de la iglesia actual, a menudo se conoce como el día de la gracia. No queremos
decir que Dios nunca mostró gracia en las dispensaciones anteriores.
Obviamente, muchos de los tratos de Dios con la humanidad desde el Jardín del
Edén hasta el día de hoy han manifestado Su gracia. La gente siempre ha sido
salvada solo por la gracia de Dios a través de la fe. La salvación de cada persona,
sin importar cuándo vivió, es una obra de la gracia soberana de Dios. Pero Dios,
durante esta era presente, ha mostrado Su gracia de manera única, destacándola
como la base para la salvación y para nuestra vida cristiana.
Otra característica de este día de gracia es que, en su mayor parte, Dios no está
lidiando abierta y directamente con el pecado humano. Puede imponer un juicio
rápido en algunos casos, pero las personas malvadas a menudo prosperan,
disfrutan de la salud y la riqueza y tienen éxito en sus esfuerzos, aunque no sean
cristianos y no honren al Señor. Hoy en día, una persona puede incluso blasfemar
con arrogancia contra Dios, declarar airadamente ser ateo o denunciar
abiertamente a Dios y enseñar ideas destructivas. Sin embargo, aparentemente
Dios no hace nada al respecto. El Señor no intenta arreglar eso en este día de
gracia. El propósito primordial de Dios en esta era es proclamar Su gracia, que
las personas puedan ser salvas confiando en Cristo y recibiendo el don de la
gracia de Dios. Sin embargo, después de que este día de gracia haya terminado y
la iglesia haya sido arrebatada para estar con Cristo, el Día del Señor comenzará
cuando Dios castigará el pecado humano directamente con ira y juicio.
En resumen, las Escrituras describen claramente el Día del Señor como un día
de juicio divino sobre el mundo seguido de un tiempo de bendición sin igual. En
el Día del Señor, Cristo gobernará con vara de hierro sobre toda la tierra (Salmo
2:9; Apocalipsis 2:27). Administrará justicia absoluta (Isaías 11:1-9). En ese día
Israel también será reunido (Isaías 11:10-12) y llevado a la paz perfecta del reino
milenial (Sofonías 3:14-20) y a la creación de los cielos nuevos y la tierra nueva.
PARTE 2
Preparando el Escenario en la Era Actual
La Cuenta Atrás Parece Haber Comenzado.

Cuando lanzamos un satélite al espacio, la NASA tiene una lista de verificación


impresionante de cosas que se deben probar antes de que el vehículo
finalmente despegue de su plataforma. A veces hay demoras en marcar los
elementos de la lista, pero una vez que ha comenzado la cuenta regresiva,
generalmente continúa hasta el final. Es solo cuestión de tiempo. Todos
estamos familiarizados con los impresionantes segundos finales: diez, nueve,
ocho. . . tres, dos, uno, despega!

Para aquellos de nosotros que miramos el mundo de hoy y luego miramos la


variedad de Escrituras que se enfocan en los últimos tiempos, parece que la
cuenta regresiva para la venida de Cristo ha comenzado. Ni “el día ni la hora”
ni “los tiempos ni las sazones” son nuestros para saber (Mateo 25:13; Hechos
1:7). Pero lo que vemos parece ser un rápido movimiento de eventos hacia los
segundos finales antes de que la iglesia sea lanzada al espacio y los juicios
subsecuentes desciendan sobre el mundo.

JOHN PHILLIPS, Explorando el futuro


CAPÍTULO 8

Qué Buscar
Discernir las Señales de los Tiempos

UN HOMBRE se quedaron hasta tarde leyendo una novela apasionante después de


que su esposa se había ido a la cama. Como no tenía el reloj puesto, el hombre
escuchaba cada vez que sonaba el reloj del abuelo para no quedarse despierto
hasta tarde. A las diez de la noche sonó diez veces, ya las once sonó once. Cuando
el hombre estaba a punto de terminar el libro, escuchó que el reloj comenzaba a
dar la medianoche. Solo para asegurarse de que no se había perdido ni una hora
de concentrarse en el libro, comenzó a contar las campanillas. Diez, once, doce. .
. trece. Sobresaltado, el hombre corrió escaleras arriba, despertó a su esposa
dormida y dijo emocionado: “¡Cariño, despierta! Es más tarde de lo que nunca ha
sido ".
A medida que el planeta Tierra se acerca a la medianoche, hay una cosa que
sabemos con certeza: es más tarde de lo que nunca ha sido. ¿Pero es posible ser
más específico que esto? ¿Es posible ver señales específicas de los tiempos para
indicar que el fin de los tiempos está cerca? Siempre que eventos dramáticos que
sacuden el mundo conmocionan al mundo, naturalmente queremos respuestas.
Queremos saber qué está pasando. Queremos darle sentido a lo que a menudo
parece caótico, desconectado y aterrador.

Señales, Señales, en Todas Partes Una Señal


La portada de abril de 2009 de Newsmax muestra a Jesús con los brazos
extendidos bajo el título: "La pregunta de Jesús: ¿Volverá alguna vez?" El artículo
señala que uno de cada cinco estadounidenses "cree que Cristo regresará en la
generación actual" y que "el 20 por ciento dice que la esperanza de vida global es
de solo un par de décadas". Después de exponer todas las encuestas sobre las
opiniones de los estadounidenses sobre el fin de los tiempos, Newsmax concluye:
“Entonces, la idea de que el reloj de la creación podría dar la medianoche en
cualquier momento resulta ser tan estadounidense como el pastel de manzana,
las papeletas y los cobradores de deudas. Si mezcla los titulares de la mañana con
la escatología del estadounidense promedio, crea una bebida bastante poderosa
que induce a la angustia ".
Los titulares parecen ser cada vez más paralelos a la plantilla bíblica de los
últimos tiempos. Los acontecimientos mundiales se están desarrollando
exactamente como la Biblia predijo hace miles de años. Sin embargo, en nuestro
intento de comprender las noticias mundiales y los eventos actuales a la luz de
la profecía bíblica, debemos evitar cuidadosamente dos extremos.
El primer extremo es el sensacionalismo. A veces, en nuestra desesperación
por encontrarle sentido a lo que está sucediendo en el mundo, somos
susceptibles a afirmaciones sensacionalistas. Los que fijan fechas se encuentran
entre los sensacionalistas más atroces, personas que siempre están tratando de
identificar al Anticristo y que intentan hacer de cada terremoto, enfermedad,
desastre o disputa internacional una señal de los tiempos. Para muchos
aficionados a las profecías, prácticamente todo lo que sucede es una señal de que
la venida del Señor está cerca.
El problema es que cuando todo se convierte en signo, nada es signo. Esta
posición extrema de la “exégesis de los periódicos” es improductiva en el mejor
de los casos y no bíblica en el peor de los casos y destaca lo cuidadosos que
debemos ser en momentos como estos, cuando la gente busca respuestas.
Siempre hay quienes ofrecen ideas sensacionales a las que la gente se aferra
desesperadamente sin conocer realmente todos los hechos. Debemos evitar
atentamente el sensacionalismo.

Al considerar las señales de los tiempos, debemos asegurarnos de ver los


eventos actuales a la luz de la Biblia y no al revés. También debemos rechazar la
práctica imprudente de fijar fechas para la venida del Señor o el fin del mundo.
Nunca especule sobre el tiempo de la venida del Señor ni escuche a otros que lo
hagan. Si los que fijan fechas nos han enseñado algo, nos han enseñado que, si
alguien fija una fecha para la venida del Señor, puede estar seguro de que esa no
es la fecha. Jesús puede venir en cualquier momento, y vendrá en el horario del
Padre, no en una fecha fijada por ninguna persona (ver Mateo 24:33-34; Hechos
1:7). Como nos recuerda el maestro de profecía Ed Hindson, “el reloj de Dios, el
reloj de la historia, no se detiene. Nunca acelera y nunca se ralentiza.
Simplemente sigue haciendo tictac, continua e implacablemente, acercándonos
cada vez más al final de la era. Lo cerca que estamos del final solo lo revelará el
tiempo mismo ". 69

El otro extremo que debemos evitar es burlarnos de los signos de los tiempos.
Hoy en día, muchos reaccionan negativamente a cualquier mención de los signos
del fin de los tiempos. Dicen que es tonto e injustificado buscar o incluso hablar
sobre tendencias y desarrollos que apuntan hacia el escenario del fin de los
tiempos descrito en las Escrituras. Pero, ¿está justificada esta perspectiva
negativa? ¿Son importantes los signos de los tiempos? ¿Qué dijo Jesús? En Mateo
16:1-3, Jesús reprendió severamente a los líderes religiosos de su época por su
ceguera a las señales de los tiempos de su primera venida:

1 Vinieron los fariseos y los saduceos para tentarle, y le pidieron que les
mostrase señal del cielo. 2 Mas él respondiendo, les dijo: Cuando anochece,
decís: Buen tiempo; porque el cielo tiene arreboles. 3 Y por la mañana: Hoy
habrá tempestad; porque tiene arreboles el cielo nublado. ¡Hipócritas! que
sabéis distinguir el aspecto del cielo, ¡mas las señales de los tiempos no
podéis! "

¿Qué son las “Señales de los Tiempos”?


Los "signos de los tiempos" son eventos visibles, a veces milagrosos o
inexplicables, que apuntan a algo más allá de ellos mismos. Jesús y los profetas
predijeron muchas señales a lo largo de las Escrituras. Las señales nos ayudan a
saber qué buscar, a qué prestar atención. Cuando leemos la profecía, podemos
buscar estas "señales de los tiempos". Nos muestran a qué estar atentos, al igual
que una señal de tráfico indica lo que se avecina.

Jesús usó el término "señales de los tiempos" para verificar Su primera venida.
Jesús cumplió las profecías del Antiguo Testamento y realizó los milagros del
Mesías ante los ojos de muchas personas, pero ellos estaban ciegos a la clara
confirmación de Su identidad (Mateo 16:1-3). A pesar de que se les mostró
señales para buscar, la gente no prestó atención. Jesús cumplió 109 profecías
durante Su vida en la tierra, y acusó a los líderes judíos por no haber recibido
estas señales de Su primera venida. La mayoría de la gente de ese día pasó por
alto las señales claras: los milagros visibles de Jesús confirmaron la verdad
invisible de que Él era Dios. Esas fueron las señales que verificaron Su primera
venida, pero ¿qué pasa con la Segunda Venida? ¿Nos han dado alguna señal? ¿A
qué podemos estar buscando y prestando atención?
Como se registra en Lucas 21:25, Jesús dijo: “Habrá señales extrañas en el sol,
la luna y las estrellas. Y aquí en la tierra las naciones estarán alborotadas,
perplejas por los mares rugientes y las mareas extrañas”. Jesús se refirió
claramente a las "señales" que presagiarán su segunda venida a la tierra. En
Mateo 24:3, cuando los discípulos de Jesús le preguntaron: "¿Qué señal señalará
tu regreso y el fin del mundo?" Jesús no dijo: "No te preocupes por las señales del
fin de los tiempos". O no dijo: "No te lo voy a decir, no es asunto tuyo". No, en
Mateo 24:4-31 describió varias señales generales y específicas del fin de los
tiempos. Ya que Jesús nos dio señales como estas, debemos tener cuidado de no
ignorarlas y burlarnos de ellas. Necesitamos escuchar lo que Jesús estaba
diciendo.
Después de enumerar algunas de las señales principales, Jesús concluyó con la
parábola de la higuera en Mateo 24:32-33. “Ahora aprende una lección de la
higuera. Cuando sus ramas brotan y sus hojas comienzan a brotar, sabes que el
verano está cerca. De la misma manera, cuando veas todas estas cosas, puedes
saber que su regreso está muy cerca, justo en la puerta”.
Muchos creen que la higuera se refiere a la nación de Israel ya que las higueras
representaban a Israel en el Antiguo Testamento. Sin embargo, Jesús
probablemente estaba usando una ilustración natural con la que cualquiera
podría identificarse. Así como el florecimiento de la higuera indica que el verano
está cerca, el cumplimiento de las señales predichas en Mateo 24:4-31 mostrará
que su segunda venida está cerca. No nos burlamos de los signos de la primavera,
sino que los buscamos con anticipación. Debería suceder lo mismo con el regreso
de Jesús. Deberíamos esperarlo.

Otro pasaje del Nuevo Testamento que enfatiza la importancia de las señales
de la venida del Señor es Hebreos 10:24-25: “Pensemos en formas de motivarnos
unos a otros a realizar actos de amor y buenas obras. Y no descuidemos nuestro
encuentro, como hacen algunos, sino animémonos unos a otros , sobre todo ahora
que se acerca el día de su regreso ”(cursiva agregada). Algunos creen que este
versículo se refiere al juicio inminente del año 70 d.C. y la destrucción de
Jerusalén. Sin embargo, el libro de Hebreos se refiere repetidamente a la venida
del Señor y los eventos asociados con ella (Hebreos 2:5; 9:28; 10:37; 12:26-28).
Si Hebreos 10:25 se refiere a la venida del Señor, y creo que lo es, entonces el
pasaje solo tiene sentido si tal discernimiento es realmente posible. Nadie conoce
el tiempo, pero de acuerdo con Hebreos 10:24-25, debemos ver el día de Su
regreso acercándose al discernir las señales de los tiempos.

Una Distinción Clave


Las señales que estamos viendo en el mundo de hoy anticipan los eventos que
ocurrirán después del Rapto en anticipación del regreso de Jesús. Las profecías
de los últimos tiempos de la Biblia se refieren al período de la Tribulación de
siete años y presagian la segunda venida de Cristo para gobernar y reinar. Pero
ninguna señal presagia el Rapto. Las señales son para el regreso de Cristo, no el
rapto de la iglesia. El Rapto es un evento inminente y sin señales. Es un evento
que puede ocurrir en cualquier momento sin previo aviso.
El Dr. John Walvoord solía compartir una ilustración adecuada de cómo los
signos de los tiempos se relacionan con el Rapto y la Segunda Venida. Señaló
cómo hay todo tipo de carteles para la Navidad. Hay luces por todas partes,
adornos, árboles de Navidad, música e incluso Santa en el centro comercial. Pero
el Día de Acción de Gracias puede acercarte sigilosamente. No hay signos reales
para Acción de Gracias. El Dr. Walvoord señaló que la segunda venida de Cristo
es como la Navidad. Estará precedido por muchas señales muy específicas que
describe la Escritura. El Rapto, sin embargo, es como Acción de Gracias. No hay
señales específicas para su llegada. Sin embargo, si es otoño y ya comienzas a ver
los signos de la Navidad en todas partes, y el Día de Acción de Gracias aún no ha
llegado, entonces sabes que el Día de Acción de Gracias debe estar muy cerca. Los
signos de la “Navidad” parecen aparecer hoy a nuestro alrededor. La venida de
Cristo para raptar a su iglesia podría estar muy cerca.

Preparando el Escenario
Mi esposa y yo disfrutamos de dar largos paseos. A menudo, mientras
caminamos, noto que mi sombra se proyecta sobre el concreto frente a mí. Mi
sombra no soy yo, no es la sustancia, pero indica que no estoy muy atrás. Es una
señal de que voy. De la misma manera, los eventos venideros a menudo
proyectan sus sombras sobre este mundo antes de su llegada, funcionando como
signos de los tiempos.
Otra forma de imaginarse esto es imaginar que estás en una obra de teatro. Ha
tomado asiento en la audiencia, y antes de que se levante el telón para el primer
acto, puede escuchar sonidos detrás del telón. Se está preparando el escenario
para el comienzo de la obra. Se colocan los accesorios y los actores toman sus
posiciones. Estos eventos no son la obra en sí, sino una preparación natural y
necesaria para ella. La puesta en escena crea expectativa por el levantamiento
del telón.
De la misma manera, Dios está preparando el escenario mundial para Su
drama de las edades. La cortina aún está bajada. Pero Dios está permitiendo que
ocurran eventos mundiales y que los jugadores asuman sus roles para que
comience el drama. Antes de que se levante el telón, la iglesia se elevará en el aire
para encontrarse con el Señor en el Rapto. Algún tiempo después del Rapto, el
Anticristo llegará a la escena mundial. En ese momento, todas las piezas y los
jugadores estarán en su lugar, listos para desempeñar sus papeles en el drama
final de las edades.
Este enfoque para comprender los signos de los tiempos se ha denominado a
menudo "escenario". Thomas Ice y Timothy Demy resumen este enfoque.

La profecía bíblica se relaciona con un tiempo después del rapto (el


período de tribulación de siete años). Sin embargo, esto no significa que Dios
no esté preparando al mundo para ese tiempo futuro durante la presente
era de la iglesia; de hecho, lo está. Pero esto no es el "cumplimiento" de la
profecía bíblica. Entonces, aunque la profecía no se está cumpliendo en
nuestros días, no se sigue que no podamos rastrear las “tendencias
generales” en la preparación actual para la tribulación venidera,
especialmente porque sigue inmediatamente al rapto. A este enfoque lo
llamamos "escenario". Así como muchas personas arreglan sus ropas la
noche antes de usarlas al día siguiente, en el mismo sentido Dios está
preparando al mundo para el cumplimiento seguro de la profecía en un
tiempo futuro.
La Biblia proporciona profecías detalladas sobre la tribulación de siete
años. De hecho, Apocalipsis 4-19 ofrece un esquema secuencial detallado de
los principales protagonistas y eventos. Usando Apocalipsis como marco, un
estudiante de la Biblia puede armonizar los cientos de otros pasajes que
hablan de la tribulación de siete años en un modelo claro del próximo
período de tiempo para el planeta tierra. Con tal modelo para guiarnos,
podemos ver que Dios ya está preparando o preparando el escenario del
mundo en el que se desarrollará el gran drama de la tribulación. De esta
manera, este tiempo futuro proyecta sombras de expectativa en nuestro
propio día para que los eventos actuales proporcionen signos discernibles
de los tiempos. 70

La profecía bíblica no predice todas las ondas insignificantes en nuestro


mundo de hoy, pero revela las principales corrientes y tendencias. Varias señales
clave parecen destellar en los titulares de hoy. Si bien podrían enumerarse
muchos signos, algunos de los cuales se abordarán en capítulos posteriores, aquí
hay cinco signos importantes de los tiempos.

Cinco Señales del Fin de los Tiempos


La Reunión del Pueblo Judío

El signo número uno es la reunión del pueblo judío en su antigua patria. La Biblia
predice una y otra vez que los judíos deben estar de regreso en su tierra natal
para que se desarrollen los eventos del fin de los tiempos (Jeremías 30:1-5;
Ezequiel 34:11-24; Ezequiel 37; Zacarías 10:6-10). Es el evento más profetizado
en los pasajes de los últimos tiempos en la Biblia, y por esa razón a menudo se le
llama el “superíndice” de los últimos tiempos. Casi todos los eventos clave del fin
de los tiempos dependen de la existencia de la nación de Israel. Israel es el campo
de batalla de todos los grandes conflictos del fin de los tiempos. El pueblo de
Israel debe ser preservado y reunido en su antigua patria para preparar el
escenario para que se cumpla la profecía bíblica de los últimos tiempos. Como
dice Adrian Rogers, “¡Estos son días peligrosos en los que vivimos! Las nubes de
tormenta se están acumulando. El relámpago está brillando, y el pararrayos es
Israel. Los cristianos no pueden negar o ignorar el significado de la nación de
Israel. . . . Israel es la vara de medir de Dios. Israel es la vara de medir de Dios.
Israel es el modelo de Dios. Israel es el programa de Dios para lo que está
haciendo en el mundo ". 71

El fin de los tiempos La tribulación comienza oficialmente cuando el Anticristo


hace un tratado de siete años con Israel (Daniel 9:27). Obviamente, para que esto
suceda, Israel debe existir. Los judíos deben estar de regreso en su tierra.
Ezequiel 38 y Zacarías 12 describen invasiones armadas de la nación de Israel.
Nuevamente, para que estas profecías se cumplan literalmente, el pueblo judío
debe estar de regreso en su tierra.
Las Escrituras además indican que esta reunión ocurrirá en etapas. Se
presenta como un proceso. Por supuesto, esto supone que tomará algún tiempo
para que los exiliados que regresan se reúnan y reubiquen la tierra. En la famosa
visión del “valle de los huesos secos” de Ezequiel 37:1-14, la visión del
cementerio de Ezequiel simboliza el regreso nacional, la restauración y la
regeneración de “toda la casa de Israel” (37:11). Israel primero es restaurado
físicamente, representado por los huesos, los tendones y la carne que se unen. El
esqueleto completo se junta hueso por hueso, pieza por pieza, pero sigue siendo
un cadáver sin vida (37:8). Luego, Ezequiel es testigo de la regeneración
espiritual de Israel cuando el aliento del Espíritu insufla vida espiritual a la
nación muerta (37:9).
Por supuesto, esta regeneración espiritual no ocurrirá hasta que regrese el
Mesías. Pero creo que ha comenzado el proceso de reunión física con la tierra. La
reunión mundial de Israel se lleva a cabo desde hace unos 130 años. Un montón
de huesos está comenzando a juntarse y tomar forma en la tierra de Israel.
Randall Price destaca el milagro moderno del pueblo judío.

El regreso moderno del pueblo judío a la Tierra de Israel se ha llamado el


"Milagro en el Mediterráneo". Tal regreso de un grupo de personas que se
había esparcido entre las naciones no tiene precedentes en la historia. De
hecho, el pueblo judío es el único exiliado que sigue siendo un pueblo
distinto a pesar de estar disperso en más de 70 países diferentes durante
más de 20 siglos. Los poderosos imperios de Egipto, Asiria, Babilonia, Persia,
Grecia y Roma devastaron su tierra, llevaron cautivo a su pueblo y lo
esparcieron por toda la tierra. Incluso después de esto, sufrieron
persecución, pogromo y Holocausto en las tierras a las que fueron exiliados.
Sin embargo, todos estos reinos antiguos se han convertido en polvo y sus
glorias anteriores permanecen solo como reliquias de museo y muchas de
las naciones que se opusieron a los judíos han sufrido un declive económico,
político o religioso. ¡Pero el pueblo judío a quien esclavizaron y trataron de
erradicar vive libre y se ha convertido nuevamente en una nación fuerte! 72

El regreso moderno a Tierra Santa comenzó ya en 1871 cuando algunos judíos


comenzaron a regresar a la tierra. Para 1881, unos veinticinco mil judíos se
habían asentado allí. En el primer Congreso Sionista en 1897, dirigido por
Theodor Herzl, el pueblo judío adoptó oficialmente el objetivo de reclamar la
tierra. La reunión fue muy lenta. Para 1914, la población judía en la tierra era
solo de ochenta mil.
Durante la Primera Guerra Mundial, los británicos buscaron el apoyo de los
judíos para el esfuerzo bélico. Entonces, el secretario de Relaciones Exteriores
británico, Arthur J. Balfour, emitió lo que se conoce como la Declaración Balfour
el 2 de noviembre de 1917. La declaración se expresó en una carta de Balfour a
Lord Rothschild, que era un rico empresario judío. En la carta, el secretario
Balfour dio su aprobación al objetivo judío de recuperación. “El Gobierno de Su
Majestad ve con buenos ojos el establecimiento en Palestina de un hogar nacional
para el pueblo judío. . . . " La declaración despertó las esperanzas judías de
establecer una patria en Tierra Santa y alentó a más judíos a regresar. Para 1939,
cuando estalló la Segunda Guerra Mundial, habían regresado unos 450.000
judíos.

La Segunda Guerra Mundial y el atroz trato de la Alemania nazi al pueblo judío


crearon simpatía mundial y un ambiente favorable para el pueblo judío. Las
atrocidades de Hitler en realidad proporcionaron el mayor impulso para el
establecimiento de una patria nacional para los judíos. Las Naciones Unidas
aprobaron una patria nacional para los judíos, y el control británico de la tierra
terminó el 14 de mayo de 1948. La nueva nación recibió cinco mil millas
cuadradas y tenía una población de 650.000 judíos y varios cientos de miles de
árabes. Nuevas oleadas de inmigrantes han llegado a Israel de todo el mundo,
sobre todo de Etiopía y la ex Unión Soviética.
En 2009, por primera vez desde el año 135 d. C., había más judíos en Israel que
en cualquier otro lugar del mundo; 5.4 millones de judíos viven ahora en Israel,
en comparación con los 5.2 millones en los Estados Unidos. Según Haaretz.com,
73

"Los datos indican el cierre de un círculo histórico: por primera vez desde la
destrucción del Segundo Templo, Israel se ha convertido una vez más en la
mayor concentración de judíos del mundo". Para poner esto en perspectiva, en
74

1948 solo el 6 por ciento de los judíos del mundo estaban en Israel. Hoy, la
estadística se sitúa en casi el 40 por ciento. Para el año 2030 se estima que la
mitad de los judíos de todo el mundo vivirán en la tierra. Proféticamente, los
preparativos de los últimos 130 años son asombrosos. Por primera vez en dos
mil años, los judíos han regresado y continúan regresando a su tierra, tal como
lo predijeron los antiguos profetas. Esta señal debería ser como una luz roja
intermitente para todos los que conocen las Escrituras proféticas.
Apostasía Creciente
Una segunda señal del fin de los tiempos es una apostasía creciente, es decir, una
desviación de la verdad, tanto doctrinal como moralmente (1 Timoteo 4:1-3; 2
Timoteo 3:1-9, 13; Judas 1:1-16). En un escrito de 1964, John Walvoord dijo:
"Las Escrituras predicen que habrá una creciente apostasía o un alejamiento del
Señor a medida que avanza la era de la iglesia, y su aumento puede entenderse
como una indicación general de que el rapto mismo está cerca". En 1971, J.
75

Dwight Pentecost escribió: “Abundante evidencia en todas partes muestra que


los hombres se están apartando de la fe. No solo dudan de la Palabra; lo rechazan
abiertamente. Este fenómeno nunca ha sido tan frecuente como hoy. En el
período de la historia de la iglesia conocido como la Edad Media, los hombres
ignoraban la verdad; pero nunca hubo una época en la que los hombres negaran
y repudiaran abiertamente la verdad. Este repudio abierto, deliberado y
voluntario de la verdad de la Biblia se describe en las Escrituras como una de las
principales características de los últimos días de la iglesia en la tierra ".
76

Esta apostasía presagia la caída final que estallará cuando los tiempos finales
comiencen a desarrollarse (2 Tesalonicenses 2:2-3). John Phillips lo dice bien:

Algunos piensan que podemos esperar un despertar espiritual mundial


antes del Rapto, pero el pasaje de 2 Tesalonicenses indica lo contrario; se
puede esperar una desviación mundial de la fe. Dios ciertamente podría
enviar un avivamiento antes del Rapto, pero las Escrituras no profetizan
uno. 77

Esta era actual culminará con una caída monumental, tanto doctrinal como
moralmente. Si bien la iglesia de hoy puede no estar experimentando la apostasía
total de 2 Tesalonicenses, muchos dentro de la iglesia parecen estar a la
vanguardia de la misma. El libro de Judas, que describe y denuncia la apostasía,
también describe nuestro mundo moderno a la perfección. Judas es el último
libro antes de Apocalipsis. Algunos incluso lo han llamado el prefacio del libro de
Apocalipsis. Describe las condiciones que prevalecerán antes de que se desaten
los eventos del Apocalipsis. La profundización de la apostasía es una señal de los
tiempos.
La Paz Venidera en Oriente Medio
El signo número tres es el clamor mundial por la paz en el Medio Oriente. ¿Cuál
es el único problema en nuestro mundo de hoy que a menudo eclipsa a todos los
demás? ¿Cuál es el único problema que se ha agravado en el mundo durante
décadas? ¿Cuál es el único tema que aparece todos los días en los periódicos y
noticias de televisión del mundo? Las hostilidades en curso en el Medio Oriente.
El proceso de paz del Medio Oriente. La "Hoja de ruta hacia la paz". Esta crisis
continua a menudo monopoliza la atención mundial.
¿Te has preguntado alguna vez por qué? Ciertamente, hay razones políticas y
humanitarias para el interés del mundo en esta lucha en curso. Pero creo que hay
más que eso. El proceso de paz de Oriente Medio es una señal clave de los
tiempos. El evento que marca el comienzo de la Tribulación de siete años es la
firma de un tratado de paz entre el líder de la Confederación Occidental (el
Anticristo) y la nación de Israel (Daniel 9:27; ver también 1 Tesalonicenses 5:1-
2). El anhelo actual de paz en el Medio Oriente está preparando el escenario para
el pacto final de paz entre el Anticristo e Israel predicho en la Biblia.

Reunificación del Imperio Romano

El signo número cuatro es el renacimiento del Imperio Romano. A medida que el


fin de los tiempos comience a desarrollarse, surgirán alianzas globales a medida
que las naciones luchen por el poder político y la disminución de los recursos
económicos. De esta situación que cambia rápidamente, surgirá una coalición de
naciones, encabezada por diez líderes, para proteger los intereses de Occidente.
Esta alianza reconstituirá el Imperio Romano. Este "Grupo de los Diez" se
menciona por primera vez en Daniel 2:41-44, donde se simboliza como diez
dedos en una gran estatua. En Daniel 7:7 y 7:24 esta misma oligarquía
gobernante de diez líderes está simbolizada por diez cuernos en una bestia que
representa el último imperio mundial: el Imperio Romano en su forma final.
Muchos intérpretes de la profecía bíblica creen que la Unión Europea cumplirá
esta alianza de naciones predicha. La conexión de la Unión Europea con este
grupo de diez líderes es incierta, pero parece ser una semilla de lo que predice la
Biblia. Nadie sabe cuánto tiempo llevará llegar a la etapa final, pero cuando esté
completamente desarrollado, este bloque de poder occidental constituirá el
Imperio Romano revivido y tendrá el poder económico y político necesario para
controlar el Mediterráneo. Su líder final, el Anticristo, eventualmente podrá
tomar el control de los diez líderes y consolidar el poder como lo hizo el Imperio
Romano en el pasado (Daniel 7:8).
Globalismo
Un quinto signo clave de los tiempos es el globalismo. Desde Génesis 10-11,
cuando Satanás gobernó el mundo a través de un hombre llamado Nimrod, la
meta de Satanás ha sido unir el mundo nuevamente para que él pueda
gobernarlo todo. La historia mundial confirma este patrón. Es el registro de una
persona tras otra tratando de gobernar el mundo. Muchos de los gobernantes
hambrientos de poder que han subyugado cruelmente a las naciones bajo sus
pies han sido animados por Satanás para promover su meta de globalización.

Ahora, por primera vez en la historia desde Génesis 11 y la torre de Babel, la


globalización está al alcance del hombre (y de Satanás). Es más significativo que
en el siglo XXI no solo existe la necesidad de un gobierno mundial, sino que la
tecnología para establecer tal gobierno está ahora en nuestras manos. Hoy en día
los medios electrónicos, especialmente el uso de la televisión vía satélite, son una
herramienta tremenda que permite la comunicación instantánea en todo el
mundo. Las noticias por cable ahora cubren casi todos los rincones del planeta.
El acceso a Internet y los teléfonos móviles por satélite llegan a todo el mundo.
La capacidad para la guerra de misiles también hace posible el dominio mundial.
Los misiles pueden ser disparados y guiados por GPS a casi cualquier lugar del
mundo en menos de treinta minutos. Un gobernante con submarinos nucleares
y misiles a su disposición podría amenazar a cualquier parte del mundo,
chantajándolo para que se someta con la amenaza de extinción. Ningún
gobernante en la historia ha tenido armas tan terribles para hacer cumplir su
gobierno.
En términos de economía, la Biblia predice que el gobernante mundial tendrá
el control absoluto de la economía y nadie comprará ni venderá sin su permiso
(Apocalipsis 13:17). Hoy en día, las transferencias electrónicas de fondos, la
banca electrónica y las tarjetas de débito y crédito hacen que esto sea
literalmente posible por primera vez en la historia mundial. Las grandes
transferencias monetarias ya están controladas por el gobierno. La banca
electrónica, las tarjetas de crédito y débito y el uso de Internet para
transacciones financieras ya han reducido el uso de efectivo. Cientos de millones
de dólares se mueven electrónicamente todos los días.
Tanto la necesidad como las herramientas para el control mundial existen hoy.
La creciente disponibilidad de armas nucleares, el poder de propaganda de los
medios de comunicación mundiales y el poder de chantaje de los acuerdos y
embargos económicos internacionales harán posible que un dictador mundial
tome el control que hubiera sido imposible en cualquier generación anterior.
Los ingredientes necesarios para un gobierno mundial están presentes por
primera vez en la historia de la civilización. Puede que no esté muy lejos el
tiempo en que tal gobierno, predicho en las Escrituras mucho antes de que fuera
posible, tendrá su cumplimiento exacto y completo.

¿El Último Acto?


A veces la vida se siente como entrar en un teatro oscuro y darse cuenta de que
está llegando cerca del final de una obra de teatro con varios actos. No lo
escribimos nosotros. No pedimos que nos metieran en la obra. Sin embargo,
podemos estar seguros de que este drama se acerca al último acto. Aunque no
vimos el comienzo de la obra, podemos mirar hacia atrás y ver su trama y
dirección. Pero incluso entonces, ¿cómo podemos estar seguros de cuándo
comenzará el próximo acto?

Los profetas bíblicos hablaron mucho sobre el último acto. Lo que podemos
hacer es buscar los eventos que lo configuraron. Si esos eventos ocurren,
podemos estar bastante seguros de que el último acto está por venir. Cuando baje
el telón en la escena actual, ¿será el próximo acto el último? ¿Cuáles son los
eventos, los personajes y la trama que llevarán la obra de la historia mundial a
su clímax previsto? ¿Seremos lo suficientemente sabios para verlo venir?
estaremos listos? La única forma en que podemos estar preparados es si
sabemos algo sobre el último acto. En los próximos capítulos, examinaremos
algunos de los eventos que sabemos que ocurrirán basados en la profecía bíblica.
PARTE 3
¿Cuándo se Irán los Creyentes?

El Rapto no es solo un punto de inflexión para los santos, es un punto de


inflexión para el mundo. El mundo nunca volverá a ser el mismo después del
Rapto.

ARTHUR BLOOMFIELD, Cómo reconocer al Anticristo 78


CAPÍTULO 9

El Misterio del Rapto

Los EVENTOS ACTUALES han llamado la atención como nunca antes a las preguntas
sobre el futuro del mundo, la iglesia, e Israel. En esta atmósfera explosiva y en
constante cambio, es natural que la gente se pregunte sobre el regreso de Cristo
y, con él, el Rapto. Existe la expectativa de que Jesús vendrá, posiblemente muy
pronto, para arrebatar a su pueblo al cielo. Según una encuesta de Newsweek, el
55 por ciento de los estadounidenses "piensa que los fieles serán llevados al cielo
en el Rapto". Más de la mitad de los estadounidenses creen en el evento
79

comúnmente llamado "el Rapto".


Estoy seguro de que muchas de las personas que respondieron no tienen
claros los detalles del Rapto. Otros saben algo al respecto, pero escuchan las
diferentes opiniones y se confunden. Entonces, para ayudar a eliminar parte de
la confusión, comencemos por definir la palabra Rapto, considerando algunos
temas importantes y respondiendo algunas preguntas clave. El Rapto es el
próximo gran evento en el calendario profético de Dios.

Tres pasajes principales del rapto


¿Qué dice la Biblia sobre el Rapto? Si bien el Rapto se menciona muchas veces en
el Nuevo Testamento, tres pasajes principales describen el Rapto de la iglesia.

[Jesús dijo:] “1 No se turbe vuestro corazón; creéis en Dios, creed también en


mí. 2 En la casa de mi Padre muchas moradas hay; si así no fuera, yo os lo
hubiera dicho; voy, pues, a preparar lugar para vosotros. 3 Y si me fuere y os
preparare lugar, vendré otra vez, y os tomaré a mí mismo, para que donde yo
estoy, vosotros también estéis.”.
JUAN 14:1-3

Lo que estoy diciendo, queridos hermanos y hermanas, es que nuestro


cuerpo físico no puede heredar el Reino de Dios. Estos cuerpos moribundos
no pueden heredar lo que durará para siempre.
Pero déjame revelarte un maravilloso secreto. No todos moriremos,
¡pero todos seremos transformados! Sucederá en un momento, en un abrir
y cerrar de ojos, cuando se toque la última trompeta. Porque cuando suene
la trompeta, los que hayan muerto serán resucitados para vivir para
siempre. Y los que vivimos también seremos transformados. Porque
nuestros cuerpos moribundos deben transformarse en cuerpos que nunca
morirán; nuestros cuerpos mortales deben transformarse en cuerpos
inmortales.
Entonces, cuando nuestros cuerpos moribundos se hayan transformado
en cuerpos que nunca morirán, esta Escritura se cumplirá:

“La muerte es devorada por la victoria.

Oh muerte, ¿dónde está tu victoria?

Oh muerte, ¿dónde está tu aguijón?

Porque el pecado es el aguijón que resulta en muerte, y la ley le da al pecado


su poder. ¡Pero gracias a Dios! Él nos da la victoria sobre el pecado y la
muerte por medio de nuestro Señor Jesucristo.
50 Pero esto digo, hermanos: que la carne y la sangre no pueden heredar el
reino de Dios, ni la corrupción hereda la incorrupción. 51 He aquí, os digo un
misterio: No todos dormiremos; pero todos seremos transformados,
52 en un momento, en un abrir y cerrar de ojos, a la final trompeta; porque se
tocará la trompeta, y los muertos serán resucitados incorruptibles, y nosotros
seremos transformados. 53 Porque es necesario que esto corruptible se vista
de incorrupción, y esto mortal se vista de inmortalidad. 54 Y cuando esto
corruptible se haya vestido de incorrupción, y esto mortal se haya vestido de
inmortalidad, entonces se cumplirá la palabra que está escrita: Sorbida es la
muerte en victoria. 55 ¿Dónde está, oh muerte, tu aguijón? ¿Dónde, oh
sepulcro, tu victoria? 56 ya que el aguijón de la muerte es el pecado, y el poder
del pecado, la ley. 57 Mas gracias sean dadas a Dios, que nos da la victoria por
medio de nuestro Señor Jesucristo.
1 CORINTIOS 15:50-57

13 Tampoco queremos, hermanos, que ignoréis acerca de los que duermen,


para que no os entristezcáis como los otros que no tienen esperanza.
14 Porque si creemos que Jesús murió y resucitó, así también traerá Dios con
Jesús a los que durmieron en él. 15 Por lo cual os decimos esto en palabra del
Señor: que nosotros que vivimos, que habremos quedado hasta la venida del
Señor, no precederemos a los que durmieron. 16 Porque el Señor mismo con
voz de mando, con voz de arcángel, y con trompeta de Dios, descenderá del
cielo; y los muertos en Cristo resucitarán primero. 17 Luego nosotros los que
vivimos, los que hayamos quedado, seremos arrebatados juntamente con ellos
en las nubes para recibir al Señor en el aire, y así estaremos siempre con el
Señor. 18 Por tanto, alentaos los unos a los otros con estas palabras.

1 TESALONICENSES 4:13-18

Jesús presentó brevemente la doctrina del Rapto en Juan 14:1-3. Pablo lo


explicó con más detalle en 1 Corintios y 1 Tesalonicenses. Juan 14:1-3 tiene
sorprendentes paralelos con 1 Tesalonicenses 4:13-18 que indican que se
refieren al mismo evento. JB Smith observa las numerosas similitudes
lingüísticas.

Juan 14: 1-3 ( LBLA ) 1 Tesalonicenses 4: 13-18 ( LBLA ) 80

Problema (V.1) Dolor (V.13)


Creer (V. 1) Creer (V.14)
Dios, Yo (V.1) Jesús, Dios (V.14)
Te lo Dije (V.2) Decirte (V.15)
Vuelve (V. 3) Venida del Señor (V.15)
Recibirte (V.3) Arrebatado (V.17)
A mí Mismo (V.3) Para Encontrarse con el Señor (V.17)
Estar Donde Estoy (V.3) Estar Siempre con el Señor (V.17)

Ahora, vayamos a algunos de los temas y preguntas clave relacionados con


este próximo gran evento en el programa profético de Dios.

¿Por qué no se Encuentra la Palabra Rapto en la Biblia?


Aquellos que objetan el Rapto a menudo señalan que la palabra Rapto no está en
la Biblia. Es una preocupación justa. Sin embargo, la palabra Trinidad no está en
la Biblia, ni siquiera la palabra Biblia, sin embargo, creemos que estas cosas son
muy reales. Entonces, ¿de dónde viene el concepto del Rapto? 81

El término Rapto se deriva de 1 Tesalonicenses 4:17: “Nosotros, los que aún


vivimos y permanecemos en la tierra, seremos arrebatados en las nubes para
encontrarnos con el Señor en el aire. Entonces estaremos con el Señor para
siempre” (cursiva agregada). La frase "arrebatado" está en griego harpazo, que
significa "arrebatar, apoderarse o tomar repentina y vehementemente".
Harpazo aparece trece veces en el Nuevo Testamento: Mateo 11:12; 13:19;
Juan 6:15; 10:12, 28, 29; Hechos 8:39; 23:10; 2 Corintios 12:2, 4; 1
Tesalonicenses 4:17; Judas 1:23; Apocalipsis 12: 5. En esos pasajes, harpazo se
traduce de diversas formas como "tomar por la fuerza", "arrebatar" o
"arrebatar". En Hechos 8, el Espíritu “arrebata” o transporta a Felipe de un lugar
a otro que estaba a veinte millas de distancia. En 2 Corintios 12, Pablo describe
que fue “arrebatado” al cielo en la presencia del Señor. Esta fue una experiencia
emocionante que quería que otros compartieran. En Apocalipsis 12:5, harpazo
se refiere a la Ascensión de Jesús al cielo (Hechos 1:9-11).
Nuestra palabra inglesa Rapture se deriva del latín. En el siglo IV d.C., el gran
erudito Jerónimo tradujo el Nuevo Testamento griego al latín. En 1
Tesalonicenses 4:17, Jerónimo tradujo la palabra griega harpazo a la palabra
latina raeptius. La palabra latina rapio significa "apoderarse, arrebatar o
apoderarse". Esta palabra finalmente se trajo al inglés como Rapture.

Entonces, si bien es cierto que la palabra Rapto no aparece en la mayoría de


las traducciones al inglés, 1 Corintios 15:51-55 y 1 Tesalonicenses 4:17
claramente contienen el concepto de arrebatar a los creyentes vivos para
encontrarse con el Señor. El Rapto también podría llamarse el "arrebatamiento
de la iglesia", "el arrebatamiento de la iglesia", la "traslación de la iglesia" o el "
harpazo de la iglesia". Pero “Rapto de la iglesia” es una descripción excelente y
se ha convertido en el título más común para este evento.

¿Qué es el Rapto?
En pocas palabras, el Rapto de la iglesia, que es la primera fase de la venida de
Cristo, es la intersección de dos eventos: la resurrección de los muertos,
específicamente solo los creyentes, y la transformación de los creyentes vivos.
Todos estarán inmediatamente juntos en la gloriosa presencia de Jesús, y Él los
acompañará al cielo para vivir con Él para siempre.
Ahora déjeme aclarar algunos puntos. Primero, la segunda venida de Jesús
ocurrirá en dos fases; el Rapto es la primera fase. La segunda fase ocurrirá
después de la Tribulación: Jesús regresará, derrotará al Anticristo en el
Armagedón y establecerá su reino milenial.
En segundo lugar, a lo largo de este libro, cuando nos referimos al Rapto,
también nos referimos a la resurrección de los justos. Técnicamente, el
"arrebatamiento" en 1 Tesalonicenses 4:17 se refiere específicamente al
transporte de creyentes vivos de la tierra al cielo, pero según 1 Tesalonicenses
4:16, los justos resucitarán al mismo tiempo, por lo que el Rapto es casi sinónimo
de la resurrección de los justos.
Finalmente, la resurrección de los justos es una de varias resurrecciones que
ocurrirán; los otros involucrarán a los creyentes del Antiguo Testamento (Isaías
26:19; Daniel 12:1-3), los injustos (Hechos 24:15; Apocalipsis 20:12-13) y los
creyentes que mueren durante la Tribulación (Apocalipsis 20:4- 6). Hablaremos
más sobre todos estos detalles más adelante.
Cuando ocurra el Rapto, Jesús descenderá del cielo, acompañado por los
espíritus perfeccionados de los creyentes que han muerto. Él resucitará sus
cuerpos, ahora glorificados, y los espíritus de los creyentes serán vestidos con
sus nuevos cuerpos.
En el Rapto, el alma y el cuerpo, que "se duermen" al morir, se reunirán. La
separación del cuerpo del espíritu se invertirá para siempre. Según 1
Tesalonicenses 4:14-16, el Señor traerá el espíritu perfecto de cada creyente del
cielo cuando Él venga, y el cuerpo de cada creyente será levantado incorruptible,
inmortal e imperecedero para encontrar su espíritu en el aire y estar unidos por
siempre.

PARA COMPRENDER ESTA REUNIÓN del cuerpo y el espíritu, necesitamos


comprender lo que la muerte física le hace a nuestro cuerpo y espíritu. La muerte
en la Biblia siempre significa separación, nunca aniquilación. La gente no dejará
de existir; sus espíritus continuarán todavía. Por tanto, debemos distinguir entre
la muerte física y la espiritual.
Cuando Adán y Eva pecaron en el Jardín del Edén, murieron espiritualmente.
Es decir, de repente se separaron de Dios.
A partir de ese momento, cada persona nació en este mundo espiritualmente
muerta o separada de Dios (Efesios 2:1). Aplicar este entendimiento a la muerte
física significa que cuando una persona muere físicamente, existe una separación
entre el cuerpo material y el espíritu inmaterial de la persona. Cuando se produce
esta separación, el cuerpo "se duerme" y es enterrado. Pero el espíritu va
inmediatamente al cielo si la persona es un creyente en Cristo (2 Corintios 5:8;
Filipenses 1:23). Entre la muerte de un creyente y la resurrección de los justos,
el creyente vive en un estado incorpóreo que Pablo compara con estar "desnudo"
(2 Corintios 5:3).
82

Primera de Tesalonicenses 4:13-15 usa las palabras "dormido" o "dormido"


tres veces. Este es un eufemismo bíblico común para la muerte (Mateo 27:52;
Juan 11:11; Hechos 7:60; 13:36). La Biblia es clara en que cuando un creyente
muere, su alma va inmediatamente a la presencia consciente del Señor (Lucas
16:19-31; 23:39-43; Hechos 7:56-60; 2 Corintios 5:8; Filipenses 1:23). El "sueño"
en 1 Tesalonicenses 4:13-15, se refiere al sueño del cuerpo, no al alma como
algunos creen.
La palabra griega para "dormirse" es koimao. En la antigüedad se refería al
sueño natural o al sueño de la muerte física. En las Escrituras, cuando esta
palabra se usa para la muerte, solo se usa para la muerte de un cristiano. Así
como nos despertamos del sueño natural, el cuerpo algún día se despertará en la
resurrección. Una palabra griega relacionada, koimeteria, se refiere a un
dormitorio o un cementerio. Obtenemos nuestra palabra en inglés cementerio de
esta palabra. Un cementerio es un lugar donde los cuerpos duermen hasta la
resurrección de los muertos cuando se reunirán con el espíritu.
Leí en algún lugar acerca de una lápida en Londres de un hombre llamado
Solomon Peas. Dice lo siguiente:

Aquí yace el cuerpo de Solomon Peas


Bajo la hierba y bajo los árboles
Pero Peas no es solo la vaina
Guisantes sin cáscara y fueron a Dios
Este epitafio captura la verdad de la muerte física para un creyente. Los
"guisantes" se van a Dios, mientras que la "vaina" se queda atrás y es enterrada.
Se produce una separación.

Durante la Guerra Civil un grupo de soldados tuvo que pasar una noche de
invierno sin carpas en campo abierto. Durante la noche nevó varios centímetros
y, al amanecer, el capellán informó de un extraño espectáculo. Los soldados
cubiertos de nieve parecían los montículos de tumbas nuevas, y cuando la
corneta sonó la diana, un hombre se levantó inmediatamente de cada montículo
de nieve, imaginando para el capellán la próxima resurrección de los muertos. 83

Cuando Cristo baje del cielo, los cuerpos de los creyentes fallecidos serán
resucitados primero y reunidos a sus espíritus perfeccionados que han
regresado con el Señor. Los muertos en Cristo resucitarán primero (1
Tesalonicenses 4:16).
Cuando los muertos hayan resucitado, los creyentes vivos serán
inmediatamente transformados y transportados a la presencia de Cristo sin
jamás probar la muerte física. No dormirán. Serán arrebatados de la tierra y
unidos con Cristo y otros creyentes en el aire.
¿Quiénes Participarán en el Rapto?
Solo los creyentes de la era de la iglesia resucitarán cuando ocurra el Rapto.
Primera de Tesalonicenses 4:16 dice que “los muertos en Cristo resucitarán
primero” (cursiva agregada). "En Cristo" es una frase clave que nos dice quién
participará en el Rapto. ¿Quién está "en Cristo"? Los creyentes antes del día de
Pentecostés, descrito en Hechos 2, no estaban "en Cristo". El Espíritu Santo vino
el día de Pentecostés como “lenguas de fuego” y se posó sobre los creyentes
(Hechos 2:3). Este evento significó que esos creyentes estaban en Cristo por el
bautismo del Espíritu Santo (1 Corintios 12:13).
Por lo tanto, creo que los participantes en el Rapto incluyen solo a los
creyentes que vivieron entre el Día de Pentecostés y el Rapto por venir. Estas
personas se llaman creyentes de la era de la iglesia.
¿Qué es la edad de la iglesia? La era de la iglesia es la era en la que vivimos
ahora mismo, cuando Jesús está salvando a judíos y gentiles y los está formando
en un solo cuerpo del cual Él es la Cabeza. La era de la iglesia terminará algún día
con el Rapto, tan repentina y dramáticamente como comenzó el Día de
Pentecostés, cuando el cuerpo de creyentes de Cristo es llamado a encontrarse
con Él en el aire. Si bien hay varias razones para el Rapto, el propósito principal
del Rapto es terminar con la era de la iglesia. El Señor Jesús vendrá para llevarse
a Su novia y escoltarla de regreso a la casa del Padre.

El Rapto a menudo se llama más específicamente “el Rapto de la iglesia”


porque solo se aplica a los creyentes en esta era actual.
¿Qué les Sucede a los Creyentes del Antiguo Testamento?
Si solo los creyentes de la era de la iglesia resucitan cuando ocurre el Rapto, la
gente a menudo se pregunta qué pasará con aquellos que fueron salvos antes del
comienzo de la era de la iglesia, a menudo llamados creyentes del Antiguo
Testamento. ¿Cuándo resucitarán y recibirán sus cuerpos glorificados?
Dios resucitará los cuerpos de los creyentes del Antiguo Testamento en
conjunto con Su segunda venida a la tierra después de la Tribulación.
Dos pasajes del Antiguo Testamento sitúan la resurrección de los creyentes
del Antiguo Testamento al final del período de la Tribulación.

16 Jehová, en la tribulación te buscaron; derramaron oración cuando los


castigaste. 17 Como la mujer encinta cuando se acerca el alumbramiento gime
y da gritos en sus dolores, así hemos sido delante de ti, oh Jehová. 18
Concebimos, tuvimos dolores de parto, dimos a luz viento; ninguna liberación
hicimos en la tierra, ni cayeron los moradores del mundo. 19 Tus muertos
vivirán; sus cadáveres resucitarán. ¡Despertad y cantad, moradores del polvo!
porque tu rocío es cual rocío de hortalizas, y la tierra dará sus muertos.
ISAÍAS 26:16-19
1 En aquel tiempo se levantará Miguel, el gran príncipe que está de parte de
los hijos de tu pueblo; y será tiempo de angustia, cual nunca fue desde que hubo
gente hasta entonces; pero en aquel tiempo será libertado tu pueblo, todos los
que se hallen escritos en el libro. 2 Y muchos de los que duermen en el polvo de
la tierra serán despertados, unos para vida eterna, y otros para vergüenza y
confusión perpetua. 3 Los entendidos resplandecerán como el resplandor del
firmamento; y los que enseñan la justicia a la multitud, como las estrellas a
perpetua eternidad.
DANIEL 12: 1-3
Daniel 12:1 claramente apunta a un tiempo futuro de angustia que será el peor
en toda la historia humana. Creo que esto es paralelo a la Gran Tribulación de la
que habla Jesús en Mateo 24:21. Note que en Daniel 12:2, la resurrección de los
creyentes del Antiguo Testamento sigue a este tiempo de angustia, y luego sigue
el 12:3 con una referencia al reino mesiánico venidero. Esta secuencia ubica la
resurrección de los santos del Antiguo Testamento después de la Gran
Tribulación y antes del reino milenial de Cristo. Se coloca entre estos dos eventos
futuros. Eso significa que los santos del Antiguo Testamento resucitarán junto
con la segunda venida de Cristo, que pone fin a la Tribulación y allana el camino
para el Milenio.
¿Cuánto tiempo llevará el rapto de la iglesia?
Primera de Corintios 15:52 dice que los eventos del Rapto sucederán “en un
momento, en un abrir y cerrar de ojos”. La palabra griega para momento es
atomos, de la cual obtenemos nuestra palabra inglesa atom. Atomos se refiere a
algo que es indivisible, que no se puede dividir. Cuando Pablo escribió estas
palabras, nadie podía imaginarse dividiendo los átomos. Hoy, traduciríamos esto
"en un instante", "en una fracción de segundo" o "en un instante".
La segunda frase que describe la duración del Rapto es "en un abrir y cerrar
de ojos". La palabra griega para centelleo es rhipe. Esto podría referirse al tiempo
que tarda la luz en reflejarse en el ojo humano. Otros creen que se refiere al
tiempo que se tarda en parpadear: "en un abrir y cerrar de ojos". Parpadear es el
movimiento más rápido del cuerpo humano. La gente en todas partes entiende
lo que significa "en un abrir y cerrar de ojos".

El punto principal está claro. Todos los eventos de este Rapto sucederán
instantáneamente. En un instante. Todo sucederá tan rápido que será
completamente inobservable para el ojo humano. Como reproducir en cámara
lenta una atrapada de una fracción de segundo en un partido de fútbol, el Señor
ralentiza la película Rapture para que podamos ver exactamente lo que sucederá.
Pero no se deje engañar por la versión de Dios en cámara lenta de Rapto en 1
Tesalonicenses. El Rapto ocurrirá en una fracción de segundo. De repente, los
cadáveres de todo el mundo serán resucitados y reunidos con espíritus
perfeccionados, y los creyentes vivos de todas partes serán arrebatados al cielo
y transformados en cuerpo, alma y espíritu. El Rapto conmocionará al mundo.
Cambiará todo.

Los Siete Raptos de la Biblia


A muchas personas les resulta difícil aceptar el Rapto, la desaparición
instantánea de millones de personas. Simplemente parece demasiado extraño y
extraño. Después de todo, argumentan, nunca antes había sucedido nada como
esto. Pero eso en realidad no es cierto. Puede que le sorprenda saber que varios
raptos han ocurrido antes en la historia. La Biblia registra al menos seis. Si bien
ninguno de estos eventos pasados involucró a más de una persona, sí ilustran el
Rapto futuro de la iglesia.

Seis Raptos Históricos


RAPTO DE ENOC (GÉNESIS 5:24; HEBREOS 11:5)

En los días previos al Diluvio, “Enoc caminó con Dios; y desapareció, porque le
llevó Dios” (Génesis 5:24). No murió. Dios lo llevó directamente al cielo.
RAPTO DE ELÍAS (2 REYES 2:1, 11)

El famoso profeta Elías fue arrebatado al cielo en un carro de fuego sin morir.
RAPTO DE ISAÍAS (ISAÍAS 6:1-3)

Isaías fue transportado brevemente al cielo y regresó a la tierra. A diferencia de


Enoc y Elías, Isaías regresó a la tierra, cumplió su ministerio y finalmente murió.
Sin embargo, Isaías experimentó un rapto personal al cielo.
RAPTO DE JESÚS (APOCALIPSIS 12:5)

La palabra harpazo, que significa “arrebatado”, se usa para describir la ascensión


de Jesús al cielo desde la tierra.
RAPTO DE FELIPE (HECHOS 8:39-40)

La palabra harpazo también se usa para describir este evento. Philip se


desvaneció en el aire. Fue trasladado corporalmente, no al cielo, sino de un lugar
geográfico a otro a veinte millas de distancia.
RAPTO DE PABLO (2 CORINTIOS 12:2-4)

En algún momento de su vida, Pablo fue "arrebatado" al paraíso (cielo) y luego


regresó a la tierra. Este fue un rapto personal de Pablo. Cuando Pablo describió
a los creyentes ser “arrebatados” en 1 Tesalonicenses 4:17, él sabía de lo que
estaba hablando. Había experimentado su propio éxtasis personal. Y no podía
esperar a que todos los creyentes experimentaran lo que él había conocido.
Los primeros seis raptos en la Biblia ya han ocurrido. El rapto de la iglesia es
el único evento de rapto que está por venir. Es el que estos otros presagian.
Al revisar los primeros seis raptos, ¿qué nos enseñan sobre el único rapto que
está por venir?
Literal. El Rapto de la iglesia no será un evento simbólico. Dado el
cumplimiento literal de los seis raptos que han ocurrido, podemos saber que el
final, el futuro, también se cumplirá literalmente.
Transferencia física. En cada uno de los raptos históricos, las personas fueron
trasladadas físicamente de un lugar a otro. Cinco de los seis involucraron una
transferencia de la tierra al cielo. Felipe fue trasladado de un lugar a otro en la
tierra.
Repentino. Todos los raptos históricos ocurrieron repentinamente sin previo
aviso. Enoc es un ejemplo perfecto. Él estaba allí y luego "no estaba". Este será el
caso del Rapto de la iglesia.

El Misterio del Rapto 84

Primera de Corintios 15:51 dice: “He aquí, os digo un misterio; no todos


dormiremos, pero todos seremos transformados”. Este verso estaba montado en
la puerta del vivero de la iglesia donde crecí. Refleja lo que sucede en muchas
guarderías, pero gracias a Dios será cierto para millones de sus hijos cuando
Jesús descienda del cielo. Los creyentes arrebatados nunca experimentarán el
aguijón de la muerte, sino que serán arrebatados a la presencia del Señor en las
nubes. Esta transformación es el "misterio" del Rapto. Los creyentes arrebatados
acabarán con la tumba, engañando a la muerte y negando al ángel de la muerte
millones de víctimas. Pero, ¿por qué se dice que el Rapto es un misterio?
Un misterio en el Nuevo Testamento no es un rompecabezas de Sherlock
Holmes que resolver. Ni siquiera es algo que sea difícil de entender. Efesios 3: 5
define un misterio como aquello “que en otras generaciones no fue dado a
conocer a los hijos de los hombres, como ahora ha sido revelado a sus santos
apóstoles y profetas en el Espíritu”. Efesios 3: 9 dice que un misterio es lo que
"Dios, el Creador de todas las cosas, había mantenido en secreto desde el
principio". Colosenses 1:26 describe además el misterio de esta manera: "Este
mensaje se mantuvo en secreto durante siglos y generaciones pasadas, pero
ahora ha sido revelado al pueblo de Dios". Un misterio en el Nuevo Testamento
es una verdad que nunca fue revelada antes de su develación y que el hombre
nunca pudo descubrir sin la revelación divina.
El concepto de que los creyentes fueran arrebatados al cielo sin morir era una
verdad completamente nueva. Fue un misterio. Estaba escondido en Dios hasta
que lo reveló a través de Pablo en 1 Corintios 15. Hasta que se escribió 1
85

Corintios 15 y se reveló el misterio del Rapto, la única forma de que un creyente


llegara al cielo era a través de la muerte. Por supuesto, Enoc y Elías fueron
directamente al cielo sin morir. Ambos experimentaron un éxtasis. Pero estas
dos excepciones de entre miles de millones prueban la regla: los creyentes tenían
que morir para llegar al cielo.
Me gusta la historia de un maestro de escuela dominical cuya tarea era explicar
a los niños de seis años de su clase lo que alguien tenía que hacer para ir al cielo.
En un intento por descubrir lo que los niños ya creían sobre el tema, hizo algunas
preguntas.
"Si vendiera mi casa y mi auto, tuviera una gran venta de garaje y diera todo
mi dinero a la iglesia, ¿eso me llevaría al cielo?"
"¡NO!" todos los niños respondieron.
"Si limpiara la iglesia todos los días, cortara el césped y mantuviera todo limpio
y ordenado, ¿eso me llevaría al cielo?"
"¡NO!"
"Bueno, entonces", dijo, "si fuera amable con los animales y les diera dulces a
todos los niños y amara a mi esposa, ¿eso me llevaría al cielo?"
"¡NO!"
"Bueno, entonces, ¿cómo puedo entrar al cielo?"
Un niño en la última fila se puso de pie y gritó: "¡Tienes que estar muerto!" 86

Hasta la época de Pablo, esta respuesta presumiblemente era correcta. Pero


en 1 Corintios 15, todo eso cambió de repente. El Señor reveló su glorioso
misterio a través de Pablo: toda una generación de creyentes se transformará
instantáneamente sin probar la muerte física. Millones de creyentes serán
vestidos con sus nuevos cuerpos glorificados en el tiempo que lleva parpadear.
Este es el emocionante misterio del Rapto. Podemos ser la generación terminal.
¡Podemos ser nosotros los que experimentemos este impresionante evento!
Piense en lo que sería por toda la eternidad ser parte de la generación que nunca
experimentó el aguijón de la muerte. "¡Amén! Ven, Señor Jesús ".

Conclusión
Mi amigo Harold Willmington comparte una hábil ilustración para caracterizar
el Rapto. Imagina que tienes una caja vieja en el ático que contiene algunos
clavos, tornillos y pernos que necesitas. Pero dado que la caja estuvo en el ático
durante mucho tiempo, también está llena de polvo, papel y astillas de madera.
La forma más rápida y fácil de recuperar las cosas que desea y dejar las cosas no
deseadas atrás sería sostener un poderoso imán sobre la caja. Con el imán
situado sobre la caja, todo lo que hay en la caja con las mismas propiedades que
el imán saldrá volando inmediatamente de la caja y se adherirá al imán. Todo lo
demás quedaría atrás.
El Rapto ocurrirá de manera similar. Jesús aparecerá en el cielo y todos los que
compartan su vida volarán para encontrarse con él. Todos los que están "en
Cristo" serán arrebatados para encontrarse con Él en el aire. Aquellos que no lo
conocen, que no comparten su vida, serán dejados atrás. 87

Jesús no viene para personas morales y respetables, para personas que asisten
fielmente a la iglesia o para personas que observan rituales religiosos, por
buenas que sean esas cosas. Viene por aquellos que están "en Cristo" a través de
la fe en su muerte expiatoria y resurrección.
CAPÍTULO 10

Cinco Puntos de Vista Principales sobre


el Momento del Rapto

EL MOMENTO DEL RAPTO es uno de los temas más debatidos en la escatología.


La mayoría de los cristianos están de acuerdo en que ocurrirá el Rapto, pero lo
mismo no es cierto cuando se trata de cuándo ocurrirá el Rapto. La cuestión clave
es esta: ¿Pasará la iglesia por alguna o todas las tribulaciones de siete años antes
de que ocurra el Rapto? O para decirlo de otra manera: ¿cuándo se irán los
creyentes? Esta pregunta es mucho más que un debate teológico sobre una torre
de marfil. Hay mucho en juego.
Si el Rapto ocurre en su vida, su futuro será muy diferente dependiendo de qué
punto de vista sea el correcto. ¿Estarás aquí para ver al Anticristo? ¿Te verás
obligado a elegir si quieres llevar su marca? ¿Serás testigo de la matanza de la ira
de Dios derramada sobre el mundo entero? ¿O estará en el cielo durante este
tiempo, experimentando una comunión gloriosa e intimidad con el Cordero y Sus
ovejas? ¿Estaremos tú y yo aquí durante ninguna, la mitad o toda la Tribulación?
Es una pregunta importante y aleccionadora. Hay cinco perspectivas principales
en la actualidad sobre el momento del Rapto. Examinemos brevemente los cinco
puntos de vista y algunas fortalezas y debilidades de cada uno de ellos.

Punto de Vista # 1: El Rapto Pre-Tribulación


El pretribulacionismo, a menudo abreviado como “pre-tribulación”, enseña que
la iglesia será raptada antes de que comience el período de siete años de
tribulación (es decir, la septuagésima semana de Daniel). La Tribulación
comenzará en algún momento después del Rapto, marcado por el tratado de siete
años del Anticristo con Israel (Daniel 9:27).
Se presentan varios argumentos en contra de la posición pre-Tribulación.
Primero, muchos alegan que enseña dos "segundas venidas" de Cristo, mientras
que la Biblia presenta solo una segunda venida. (Esta objeción se abordará más
adelante en la página 149 ). Sin embargo, yo sostengo que la Segunda Venida es un
evento único en dos fases, que ocurren al menos con siete años de diferencia, en
cada extremo de la Tribulación.
Otra objeción surge de la creencia de que la visión anterior a la Tribu no surgió
hasta la década de 1830 a través de las enseñanzas de John Nelson Darby. Esta
objeción se responderá con más detalle en la página 177 .
Un tercer argumento en contra de este punto de vista es que el
pretribulacionismo no se enseña explícitamente en las Escrituras. Sin embargo,
aunque ningún versículo dice que Jesús vendrá a raptar a Sus santos antes de la
Tribulación de siete años, hay declaraciones claras de que Él vendrá a liberar a
Su pueblo de la ira venidera (1 Tesalonicenses 1:10; 5:9; Apocalipsis 3:10). Por
lo tanto, es lógico pensar que Dios usará el Rapto para cumplir esta promesa.
Además, es importante señalar que muchas doctrinas bíblicas, como la Trinidad,
la infalibilidad de las Escrituras y la naturaleza dual de Cristo, no se explican
claramente en un solo versículo.

Punto de Vista # 2: El Rapto de la Mitad de la Tribulación


El punto de vista de la mitad de la Tribulación sostiene que Cristo arrebatará a
Su iglesia a la mitad de la Tribulación de siete años. Por lo tanto, los creyentes
soportarán la primera mitad de la Tribulación de siete años. Los
midtribulacionistas sostienen que la ira de Dios se limitará a la última mitad de
la Tribulación, pero los creyentes serán arrebatados al cielo antes de esto.

Los midtribulacionistas señalan la frecuente mención de 3 años y medio (42


meses o 1260 días) en Daniel y Apocalipsis como apoyo para su punto de vista.
Argumentan que el énfasis en los últimos 3 años y medio indica que es el
momento de la ira de Dios. Por lo general, comparan la última trompeta en 1
Corintios 15:52 con la séptima trompeta en Apocalipsis 11:15 y colocan el Rapto
en ese punto, aunque algunos tributos intermedios identifican el tiempo del
Rapto con Apocalipsis 14:1-4.

Trompeta en Trompeta en
1 Corintios 15 Apocalipsis 11
Iglesia Mundo Cruel
Tema
Ponerse al día de la iglesia Juicio de un mundo sin Dios
Resultado para estar con el Señor
Trompeta de la gracia de Trompeta del juicio de Dios
Personaje Dios
Señala el final de la vida de la Marca un clímax en la progresión
iglesia en la tierra. Es la última de los juicios de la tribulación.
Sincronización trompeta de la era de la
iglesia.
Sin embargo, hay fallas en la visión del Rapto en la mitad de la Tribu. Hay
cuatro argumentos principales en su contra. Primero, las trompetas en 1
Corintios 15:52 y Apocalipsis 11:15 no deben equipararse entre sí. Estas dos
trompetas tienen diferencias notables.
Además, el simple hecho de que la trompeta en 1 Corintios 15 se llame la
“última” trompeta no significa que sea la última trompeta en todo el programa
profético de Dios. Como señala Paul Benware, “Aquellos de nosotros en entornos
escolares sabemos que durante el día hay una serie de 'últimas' campanas que
suenan. Suena la última campaña para la clase de las ocho, pero esa no es la
última campaña del día. 'Último' debe entenderse en relación con el contexto en
el que se encuentra ". Además, la séptima trompeta en Apocalipsis 11 no es la
88

última trompeta en la Tribulación. En la segunda venida de Cristo se toca una


trompeta para reunir a los elegidos de Dios (Mateo 24:31). Entonces, el
argumento de la última trompeta realmente socava su punto de vista.
La última trompeta del Rapto es la trompeta final de esta era de la iglesia, y
convocará al pueblo de Dios a la gran reunión en el cielo.

En segundo lugar, la posición de la mitad de la Tribu niega la doctrina de la


inminencia. Esta doctrina dice que Cristo podría regresar en cualquier momento
y que ningún evento profético debe suceder antes del Rapto. Pero si el punto de
vista de la mitad de la Tribu es correcto y Cristo no puede regresar hasta el punto
medio de la Tribulación, entonces hay profecías que deben cumplirse primero.
Esta necesidad se opone a la doctrina de la inminencia. Asumiendo que la
Tribulación ni siquiera ha comenzado, entonces Cristo no puede venir por al
menos otros 3 años y medio. (Para una explicación de la doctrina de la
inminencia, consulte la página 167 ).
En tercer lugar, los que se encuentran en medio están de acuerdo en que los
cristianos se salvarán de la ira de Dios que se derrama sobre la tierra. Sostienen
que la ira comienza en el punto medio de la Tribulación de siete años con la
séptima trompeta. El problema aquí es que Apocalipsis 6: 16-17 claramente hace
referencia a la ira de Dios, y esto ocurre mucho antes de la séptima trompeta de
Apocalipsis 11:15.
Cuarto, los midtribulacionistas ni siquiera están de acuerdo entre ellos acerca
de dónde debe colocarse el Rapto en el libro de Apocalipsis. Algunos lo ubican en
Apocalipsis 6:12-17, otros en Apocalipsis 11:15-17 y otros en Apocalipsis 14:1-
4. Esta inconsistencia es una debilidad importante de este punto de vista.

Punto de Vista # 3: El Rapto Posterior a la Tribulación


Los postribulacionistas creen que el Rapto y la Segunda Venida se consideran un
evento separado por unos momentos. El Rapto ocurrirá al final de la Tribulación
al mismo tiempo que la segunda venida de Cristo. Los creyentes se encontrarán
con Cristo en el aire, harán un rápido cambio de sentido y lo acompañarán de
regreso a la tierra.
Los postribulacionistas están de acuerdo en que los creyentes están exentos
de la ira de Dios. Creen que el derramamiento de la ira de Dios se limitará hasta
el final de la Tribulación, cuando se desatará solo sobre los incrédulos.

Los defensores respaldan su punto de vista posterior a la tribulación con


varios argumentos. Permítanme mencionar solo algunos. Primero, es simple y
optimizado. Hay una Segunda Venida y solo una fase para esa venida. Elimina la
necesidad de una venida de Cristo en dos etapas. En segundo lugar, los
postribulacionistas a menudo afirman que la palabra reunirse (apantesis) en 1
Tesalonicenses 4:17 significa salir y conocer a alguien, como un dignatario
visitante, y escoltar al individuo de regreso al lugar de donde vino. Este
significado estrecho y técnico de la palabra sugiere que, después de los creyentes
son arrebatados para encontrarse con el Señor en el aire, lo acompañarán de
regreso a la tierra en lugar de seguirlo al cielo. Sin embargo, no hay indicios de
que esta escolta deba realizarse de inmediato. Douglas Moo, quien es un defensor
del postribulacionismo, está de acuerdo: "este argumento puede tener poco
peso; la palabra no tiene que tener este significado técnico, ni es seguro que el
regreso al punto de origen deba ser inmediato ". Esto deja espacio para otras
89

opiniones sobre el momento del Rapto, no solo el postribulacionismo.


En tercer lugar, los postribulacionistas ven las trompetas mencionadas en
Mateo 24:31; 1 Tesalonicenses 4:16; y 1 Corintios 15:52 como uno y el mismo.
Dado que la trompeta en Mateo 24:31 ocurre al final de la Tribulación, los
postribulacionistas sostienen que debe ser la misma que la última trompeta en 1
Corintios 15:52. Sin embargo, la única similitud entre estas trompetas es que
unen al pueblo del Señor. Por el contrario, las diferencias son mayores.

Trompeta en 1
Tesalonicenses 4:16 y 1 Trompeta en Mateo 24:31
Corintios 15:52
Tema Iglesia Creyentes judíos en la Gran Tribulación
Conectado con la resurrección de No se menciona la resurrección. El
tancias los creyentes que han muerto enfoque está en reunir a los creyentes
posturas
vivos que han sido esparcidos por la
tierra.
Uniendo a los muertos vivientes Los elegidos son creyentes vivos que se
con los muertos vivientes en un reúnen de todas partes de la tierra para

Resultado gran encuentro con el Señor en el encontrarse con el Señor, quien ha


aire regresado a la tierra en una exhibición
abierta de gloria.

Señales Precedido por ningún signo Precedido por muchos signos

Sin embargo, el postribulacionismo tiene algunos agujeros. Primero,


Apocalipsis 19 constituye un problema importante para los postribulacionistas.
Apocalipsis 19:11-21 es el relato más completo y detallado de la segunda venida
de Cristo que se encuentra en la Biblia. Sin embargo, no contiene ninguna
mención de una resurrección o un rapto. Este silencio es bastante convincente.
Si el Rapto fuera postribulacional, ¿por qué faltaría por completo esta
característica clave? Como señala John Walvoord, “Si se mencionan detalles
como el lanzamiento de la bestia y el falso profeta en el lago de fuego y se
describe la resurrección específica de los santos de la tribulación, cuánto más el
Rapto y la traducción de la iglesia como un todo deberían han sido incluidos si,
de hecho, es parte de este gran evento. No tienen pruebas bíblicas para un Rapto
postribulacional en los mismos pasajes que deberían incluirlo ". 90

En segundo lugar, como ya se ha señalado, la ira de Dios no se limita al final de


la Tribulación como sostienen los postribuladores. La ira de Dios se menciona
específicamente ya en el juicio del sexto sello en Apocalipsis 6:12-17. La ira de
Dios tiene un alcance global y devasta la tierra entera. Es difícil entender cómo
se podría proteger a los creyentes de esta ira, ya que es universal y no hay
indicios de que alguien en la tierra esté completamente libre de sus efectos.
En tercer lugar, los postribulacionistas sostienen que el Rapto ocurre al mismo
tiempo que la Segunda Venida. Los creyentes serán arrebatados para
encontrarse con el Señor Jesús en el aire cuando Él viene del cielo para juzgar al
mundo. Entonces volverán directamente a la tierra con Él. Pero esto plantea una
pregunta muy importante que a menudo se pasa por alto en esta discusión: si
Dios ha preservado milagrosamente a la iglesia durante toda la Tribulación, ¿por
qué incluso tener un Rapto? ¿Por qué molestarse? Es intrascendente. El Señor no
nos librará de nada. Realmente no tiene ningún propósito. El pretribulacionismo
le da significado al Rapto: si Cristo viene antes de la Tribulación, Su venida está
llena de propósito. Él nos está rescatando de la ira venidera.

Punto de Vista # 4: El Rapto Parcial


La visión del rapto parcial, que se articuló por primera vez a mediados del siglo
XIX, imagina que habrá múltiples raptos que ocurrirán a lo largo de la
Tribulación. El momento del rapto de una persona se basa en la profundidad de
su obediencia. La posición del rapto parcial distingue a los creyentes espirituales
devotos de los creyentes mundanos. Los creyentes fieles y devotos que están
observando y esperando obedientemente la venida de Cristo serán arrebatados
al cielo antes de la Tribulación (Mateo 25:1-13; 1 Tesalonicenses 5:6; Hebreos
9:28; 1 Juan 2:28). Los creyentes mundanos, por su parte, soportarán algún
grado de la Tribulación y serán atrapados en subsecuentes raptos. Un escritor
describe el Rapto parcial con esta analogía creativa: "Todos los creyentes irán a
casa en el mismo tren, pero no todos en la primera sección". 91

Esta opinión es la menos aceptada. La vista del Rapto parcial tiene una serie
de defectos. Primero, la Biblia usa consistentemente palabras que lo incluyen
todo como nosotros y todos cuando habla de los participantes en el Rapto (1
Corintios 15:51; 1 Tesalonicenses 4:14). Esto sugiere que todos los creyentes
serán arrebatados al mismo tiempo cuando ocurra. Según 1 Tesalonicenses 4:16,
la única condición para ser parte del Rapto es que una persona esté “en Cristo” .
En pocas palabras, todo lo que tienes que hacer es confiar en Cristo. No hay otro
requisito.
En segundo lugar, el Rapto parcial fragmenta el cuerpo unido de Cristo (1
Corintios 12; Efesios 2:14–3:6; 4:1-6, 12-16; Colosenses 3:11, 15). Todos los
creyentes son iguales en su posición ante Dios y su conexión con la Cabeza del
cuerpo: Jesucristo. El cuerpo de Cristo no puede ir al cielo en pedazos. Cuando
una parte del cuerpo se va, todo el cuerpo tiene que seguirla. De manera similar,
si la iglesia, la novia de Cristo, se casa con Cristo inmediatamente después del
Rapto, como parece, entonces la boda no puede incluir solo a una parte de la
novia, como sugeriría el punto de vista del Rapto parcial. Toda la esposa de Cristo
debe estar presente.
En tercer lugar, a todos los creyentes se les promete inmunidad contra la ira
de Dios durante el Día del Señor (1 Tesalonicenses 1:10; Apocalipsis 3:10). La
vista del Rapto parcial crea una especie de purgatorio viviente en la tierra
durante la Tribulación.
Cuarto, dado que los creyentes fieles se salvan de la Tribulación según el punto
de vista del Rapto parcial, y los creyentes mundanos no, ¿qué necesidad hay de
recompensar a los creyentes en el tribunal de Cristo (2 Corintios 5:10)? El Rapto
mismo recompensaría a los fieles.

Finalmente, si el momento de nuestros raptos depende de nuestra propia


madurez espiritual, ¿cuán fieles y obedientes debemos ser? ¿Qué grado de
devoción y madurez se requiere para ser digno de ser incluido en el primer
grupo? La Biblia nunca dice claramente. Esta ambigüedad con respecto a lo que
se requiere específicamente es una debilidad grave de este punto de vista.

Punto de Vista # 5: El Rapto Anterior a la Ira Divina


El punto de vista anterior a la ira sostiene que el Rapto ocurrirá 5 años y medio
después de la Tribulación. Es una vista de “tres cuartos de tribulación”. Las
calamidades hasta ese punto, en este punto de vista, son el resultado de la ira del
hombre y la ira de Satanás, no de la ira de Dios. Los raptores anteriores a la ira
ven los eventos del sexto sello como señales del inminente Día del Señor, que
limitan al último cuarto de la Tribulación. La ira de Dios no se derrama hasta el
séptimo sello en Apocalipsis. Por lo tanto, los creyentes serán arrebatados entre
el sexto y el séptimo sellos, justo antes de que comience la ira de Dios, el Día del
Señor. En otras palabras, el Día del Señor comienza cerca del final de la
Tribulación, no al principio. Esta visión ha sido popularizada por Robert Van
Kampen en su libro The Sign y por Marvin Rosenthal, quien escribió The Pre-
Wrath Rapture of the Church.
Un problema clave con este momento es que, según 1 Tesalonicenses 5:1-3, el
Día del Señor llega inesperadamente mientras la gente en todas partes dice: “Paz
y seguridad”. Paul Benware explica:

Según el punto de vista anterior a la ira, el sexto sello acaba de romperse, lo


que resultará en terremotos y grandes disturbios cósmicos que causarán un
terror increíble a los habitantes de la tierra (Apocalipsis 6:12-17). De hecho,
más de una cuarta parte de la población mundial habrá sido destruida
recientemente por hambrunas, enfermedades y guerras generalizadas en la
tierra. No parece probable que la gente del mundo diga "Paz y seguridad"
cuando más de mil millones de personas han fallecido recientemente y se
están produciendo increíbles disturbios cósmicos. 92

Nadie dirá "Paz y seguridad" en ese momento. Colocar el comienzo del Día del
Señor y por lo tanto el Rapto en ese punto de la Tribulación no tiene sentido.
Si bien se podría decir mucho más sobre este punto de vista, su validez
aumenta y disminuye según la interpretación de cuándo comienza la ira de Dios.
Si la ira de Dios no comienza hasta el séptimo sello de Apocalipsis, como sugieren
los proponentes, entonces este punto de vista podría ser legítimo. Sin embargo,
si la ira de Dios se desencadena desde el comienzo de la Tribulación, entonces
este punto de vista se desmorona. Uno debe decidir qué interpretación tiene más
sentido.
En mi opinión, la ira de Dios no comienza cerca del final de la Tribulación, sino
al principio. Los juicios de los sellos en Apocalipsis 6 son abiertos por el Cordero
(Jesucristo) al comienzo de la Tribulación (Apocalipsis 6:1-2). Él es la fuente de
estos juicios. Argumentar que son la ira del hombre y Satanás ignora que Aquel
que trae estos juicios es el Cordero. Si bien la frecuencia y la intensidad de estos
juicios aumentan claramente, todos los juicios son el resultado de la ira de Dios.

Varias Perspectivas del Momento del Rapto

Conclusión
De estos cinco puntos de vista, el pretribulacionismo, el midtribulacionismo y el
postribulacionismo son los puntos de vista más comunes y los más populares en
la actualidad. Y si desea simplificarlo aún más, las posiciones pre-Trib y post-Trib
son las dos vistas dominantes.

Cuando se trata del momento del Rapto, todos los puntos de vista principales
coinciden en que los creyentes están exentos de la ira de Dios. Entonces, las
preguntas fundamentales son: ¿Cuándo comienza la ira? y ¿Cómo se protege la
iglesia de eso?
Los pre-tributos creen que la ira de Dios comienza al comienzo de la
Tribulación y que Dios mantendrá a los creyentes alejados de ella eliminándolos
de toda la Tribulación. Los midtribbers sostienen que la segunda mitad de la
Tribulación es el tiempo de la ira de Dios y que los creyentes serán eliminados
antes de que comience. Los proponentes anteriores a la ira sostienen que la ira
comenzará aproximadamente a las tres cuartas partes del camino a través de la
Tribulación y que los creyentes serán arrebatados en ese momento y librados de
la ira de Dios. Los postribuladores limitan la ira de Dios al final de la Tribulación
y sostienen que se derramará solo sobre los incrédulos, con Dios protegiendo a
los creyentes de ella mientras los deja en la tierra hasta la Segunda Venida.
La única manera de responder a estas preguntas y clasificar los problemas es
estudiar la Palabra de Dios, examinar cada pasaje relevante en su propio
contexto, y luego comparar las Escrituras con las Escrituras de una manera que
se alinee consistentemente con lo que enseña cada pasaje.
En el próximo capítulo intentaré hacer eso mientras examinamos el soporte
para la vista pre-Tribulación.
CAPÍTULO 11

Siete Razones para el Rapto Anterior


a la Tribulación

E MUY vista de la SINCRONIZACIÓN del rapto tiene fortalezas y debilidades. Cualquiera


sea el punto de vista que uno tenga, uno debe reconocer sus inconvenientes. En
mi opinión, el pretribulacionismo tiene el mejor apoyo bíblico y la menor
cantidad de inconvenientes. Entonces, ¿cuál es la evidencia bíblica de la posición
anterior a la Tribu? ¿La gente mantiene este punto de vista simplemente porque
es más atractivo que los otros puntos de vista? Después de todo, ser arrebatado
al cielo antes del terror de la Tribulación no suena tan mal, ¿verdad?
En este capítulo quiero presentar los siete argumentos bíblicos más
convincentes para la posición anterior al Rapto de la Tribu. He ordenado estos
siete puntos en un acrónimo útil que deletrea la palabra PRE-TRIBULACIÓN:
Lugar de la Iglesia en Apocalipsis; Rapto versus retorno; Exención de la ira
divina; Brecha de tiempo entre el Rapto y la Segunda Venida; Remoción del
Restrainer; Inminencia; Bendita Esperanza. Miremos detenidamente la
evidencia bíblica y veamos si se puede defender el punto de vista anterior a la
Tribu.

El Lugar de la Iglesia en el Apocalipsis


Si la iglesia experimentará parte o toda la Tribulación, entonces uno esperaría
que Apocalipsis 4–18, la descripción más detallada de la Tribulación, incluyera
un relato del papel de la iglesia durante ese período de tiempo. Pero,
sorprendentemente, Apocalipsis 4–18 guarda silencio sobre la iglesia en la
tierra.
La palabra griega para iglesia es ekklesia. Esta palabra aparece veinte veces en
el libro de Apocalipsis. Apocalipsis 1-3 menciona específicamente a la iglesia
diecinueve veces. El Señor glorificado dirige siete cartas a siete iglesias
específicas en Asia Menor. En ellos, el Señor instruye y amonesta a cada iglesia.
Pero de repente, comenzando en Apocalipsis 4, la palabra ekklesia desaparece.
Hay un silencio abrupto y ensordecedor sobre cualquier presencia de la iglesia
en la tierra durante quince capítulos. La palabra iglesia, usada diecinueve veces
en Apocalipsis 1-3, no se encuentra ni una vez en Apocalipsis 4-18. Esta ausencia
es sorprendente e inexplicable si la iglesia continúa en la tierra a través de
cualquier parte de la Tribulación.
En Apocalipsis 4:1, el apóstol Juan es elevado al cielo y transportado al futuro,
donde ve visiones del fin de los días. Es llevado adelante en una especie de
máquina del tiempo divina. En los siguientes quince capítulos, desde Apocalipsis
4 hasta Apocalipsis 18, Juan observa y describe los eventos de la Tribulación a
medida que se desarrollan en la tierra. Pero la iglesia está ausente de ninguno de
estos eventos. La iglesia no vuelve a aparecer hasta el capítulo 19, donde se la
representa como una novia que regresa a la tierra con su glorioso Novio. Este
regreso del cielo a la tierra con Cristo indica que la Esposa ya ha estado en el cielo
por algún tiempo desde que se “preparó” (Apocalipsis 19: 7). Apocalipsis 22:16
se refiere a la iglesia nuevamente por última vez, específicamente usando la
palabra ekklesia.
La presencia y ausencia del término ekklesia en el libro de Apocalipsis es una
evidencia convincente de que la iglesia no estará presente en la tierra durante la
Tribulación y el derramamiento de la ira de Dios.

Hay algunas objeciones a este argumento. Los postribulacionistas argumentan


que la palabra santos (santos) aparece varias veces en Apocalipsis 4-18, que
describe a la iglesia como presente en la tierra durante la Tribulación
(Apocalipsis 13:7, 10; 16:6; 17:6; 18:24).

El uso de la Iglesia de la Palabra en Apocalipsis


Apocalipsis 1-3 Apocalipsis 4–18 Apocalipsis 20-22

ekklesia diecinueve veces ekklesia cero veces ekklesia una vez (22:16)
Los pretribulacionistas responden que estos "santos" no son creyentes de la
era de la iglesia, sino "santos de la tribulación". Estos son dos de los tres grupos
distintos de creyentes: los santos del Antiguo Testamento, los santos de la era de
la iglesia y los santos de la Tribulación. La mención de santos en Apocalipsis 4–
18 indica que habrá creyentes en la tierra durante la Tribulación, pero no prueba
de manera concluyente que sean creyentes de la era de la iglesia. Debemos mirar
el contexto para discernir qué grupo de santos está a la vista. Creo que los santos
en Apocalipsis son santos de la Tribulación que serán salvos después del Rapto.
Una segunda objeción de los postribulacionistas es que si la iglesia está
ausente durante la Tribulación, entonces debe estar en el cielo. “¿Qué evidencia
hay en Apocalipsis”, preguntan, “de que la iglesia está en el cielo durante la
Tribulación? ¿Hay alguna?"
En respuesta a esto, creo que los "veinticuatro ancianos" representan a la
iglesia a lo largo de Apocalipsis 4-19 (Apocalipsis 4:4, 10; 5:5-6, 8, 11, 14; 7:11,
13; 11:16; 14:3; 19:4). Los ancianos aparecen doce veces en estos capítulos. Y en
cada caso, están en el cielo adorando al que se sienta en el trono y al Cordero.
Desde su primera mención en Apocalipsis 4: 4, los veinticuatro ancianos son
representados en el cielo, juzgados, recompensados y entronizados. Esta
interpretación encaja bien con la creencia de que la iglesia será raptada antes de
la Tribulación. Apocalipsis 4-19 describe consistentemente a la iglesia en el cielo,
representándola por los veinticuatro ancianos entronizados y coronados,
vestidos de blanco y adorando al Cordero (Apocalipsis 4:4, 10; 5:5-6, 8, 11, 14). 93

EXISTEN CUATRO OPINIONES PRINCIPALES acerca de la identidad de los


veinticuatro ancianos: (1) seres angelicales; (2) Israel; (3) la iglesia; y (4) todos
los redimidos (Israel y la iglesia: doce tribus + doce apóstoles).
Aunque cualquiera de estas opiniones es posible, siete pistas clave me
convencen de que los veinticuatro ancianos representan a la iglesia.
El título. Se les llama ancianos (presbuteros), de donde obtenemos nuestra
palabra inglesa Presbyterian. En las Escrituras, los ancianos representan al
pueblo de Dios. En el Nuevo Testamento, los ancianos de una iglesia son sus
representantes. En el caso de Apocalipsis, estos veinticuatro ancianos
representan la iglesia glorificada en el cielo.
Me acuerdo de la niña que llegó a casa de su clase de la escuela dominical
presbiteriana. Su madre le preguntó de qué se trataba la lección. La niña
respondió: "Hablamos del cielo".
"Bueno", preguntó su madre, "¿qué dijeron al respecto?"
La niña dijo: "La maestra nos dijo que solo veinticuatro presbiterianos llegaron
al cielo". (Oye, es una broma).
El número. El sacerdocio levítico en el Antiguo Testamento contaba por miles
(1 Crónicas 24). Dado que no todos los sacerdotes podían adorar en el templo al
mismo tiempo, el sacerdocio se dividió en veinticuatro grupos, y un
representante de cada grupo sirvió en el templo de forma rotatoria. “Cuando
estos sacerdotes se reunieron, aunque solo tenían veinticuatro años,
representaban a todo el sacerdocio y al mismo tiempo a toda la nación de Israel.
De manera similar, los veinticuatro ancianos mencionados en el libro de
Apocalipsis pueden considerarse como un cuerpo representativo ". Entonces, ¿a
94

quiénes representan los veinticuatro ancianos de Apocalipsis? A la luz de las


otras descripciones de los ancianos, como sus coronas, vestimentas y alabanzas,
la mejor opinión es que representan a toda la iglesia de Jesucristo.
La posición. Están sentados en tronos. Cristo prometió la entronización
específicamente a la iglesia (Apocalipsis 3:21).
Las coronas. Las Escrituras nunca describen a los ángeles con coronas. Y desde
una perspectiva anterior a la Tribulación, los creyentes del Antiguo Testamento
no serán resucitados ni recompensados hasta que termine la Tribulación. Por lo
tanto, los ancianos no pueden representar a los ángeles o al Israel salvo (Daniel
12:1-3). Sin embargo, los creyentes de la era de la iglesia recibirán coronas en el
tribunal de Cristo (Apocalipsis 2:10). Dado que los ancianos usan coronas, es
lógico que sean las mismas coronas que recibe la iglesia en el tribunal.
El atuendo. La ropa blanca de los ancianos es idéntica a la ropa de los creyentes
de la era de la iglesia (Apocalipsis 3:5, 18; 19:8).
La alabanza. Solo los creyentes de la era de la iglesia pueden cantar la canción
que cantan los ancianos en Apocalipsis 5:8-13. Los mejores manuscritos griegos
tienen la palabra nosotros en Apocalipsis 5:10. Ni los ángeles ni los santos del
Antiguo Testamento podían cantar este cántico de redención de “toda tribu y
lengua y pueblo y nación” (5:9).
La distinción. Los ancianos se distinguen claramente de los ángeles en
Apocalipsis 5:11.

Rapto versus Retorno 95

El Nuevo Testamento describe dos facetas de la segunda venida de Cristo: (1) Él


vendrá por Su iglesia para acompañarla a la casa de Su Padre (Juan 14:3; 1
Tesalonicenses 4:16), y (2) Él vendrá con Sus santos. cuando descienda del cielo
para juzgar a sus enemigos y establecer su glorioso Reino de mil años en la tierra
(Zacarías 14:4-5; 1 Tesalonicenses 3:13). ¿Cómo pueden estas dos facetas ser
ciertas de la segunda venida de Cristo?
Creo que el pretribulacionismo resuelve mejor la aparente contradicción. Esta
primera faceta es lo que yo llamo el Rapto de la iglesia: el Señor lleva a los
creyentes de la tierra a la casa de Su Padre (Juan 14:3). La segunda faceta se llama
comúnmente la segunda venida de Cristo: los creyentes regresan con Cristo del
cielo a la tierra (Mateo 24:30). Ambos describen la venida del Señor, pero sus
diferencias indican que son dos etapas únicas que ocurren en dos momentos
separados. Entre estas dos etapas, ocurre la Tribulación. La primera etapa, el
Rapto, es inminente y sin señales y podría ocurrir en cualquier momento (1
Tesalonicenses 1:10). La Segunda Venida, por otro lado, estará precedida por
todo tipo de señales (Mateo 24:1-29). El mismo evento no puede estar sin signos
y, sin embargo, estar precedido por numerosos signos. Esto es evidentemente
contradictorio. Es difícil para los otros puntos de vista dar sentido a los pasajes
que describen estas dos etapas de manera tan diferente. Pero, al llamarlos dos
etapas del mismo evento, el punto de vista anterior a la Tribu armoniza
exitosamente estas dos descripciones de la venida de Cristo.
Sin embargo, algunos estudiosos de la profecía bíblica se oponen firmemente
a la noción de que el Rapto de la iglesia y la segunda venida de Cristo son eventos
distintos. Sostienen que esta perspectiva está enseñando dos futuras venidas de
Cristo, mientras que la Biblia solo presenta un evento.
Por el contrario, veo la venida de Jesucristo como un evento único en dos
etapas; estas etapas están separadas por al menos siete años, durante los cuales
ocurre la Tribulación.
La única manera definitiva de resolver completamente este problema es
establecer lo que dice la Biblia sobre estos eventos uno al lado del otro para ver
si describen la misma fase. ¡Sea usted el juez! Estos son algunos de los versículos
principales que describen estas dos etapas de la futura venida de Cristo.

Rapto
Juan 14: 1-3
Romanos 8:19
1 Corintios 1:7-8; 15: 51-53; 16:22
Filipenses 3:20-21; 4: 5
Colosenses 3: 4
1 Tesalonicenses 1:10; 2:19; 4:13-18; 5:9, 23
2 Tesalonicenses 2:1, 3
1 Timoteo 6:14
2 Timoteo 4:1, 8
Tito 2:13
Hebreos 9:28

Segundo advenimiento
Daniel 2:44-45; 7: 9-14; 12:1-3
Zacarías 12:10; 14:1-15
Mateo 13:41; 24: 27-31; 26:64
Marcos 13:14-27; 14:62
Lucas 17:20-37; 21:25-28
Hechos 1:9-11; 3:19-21

1 Tesalonicenses 3:13
2 Tesalonicenses 1:6-10; 2: 8
1 Pedro 4:12-13
2 Pedro 3:1-14
Judas 1:14-15
Apocalipsis 1:7; 19:11-20: 6; 22:7, 12, 20
Santiago 5:7-9
1 Pedro 1:7, 13; 5:4
1 Juan 2:28–3:2
Judas 1:21
Apocalipsis 3:10

El Rapto El Regreso (Segunda Venida)


Cristo viene en el aire (1 Tesalonicenses 4: 16-17) Cristo viene a la tierra (Zacarías 14: 4)
Cristo viene por sus santos (1 Tesalonicenses 4:16- Cristo viene con sus santos (1 Tesalonicenses 3:13;
17) Judas 1:14)
Los creyentes parten de la tierra (1 Tesalonicenses Los incrédulos son llevados (Mateo 24: 37-41)
4:16-17)
Cristo reclama a su novia Cristo viene con su novia
Cristo reúne a los suyos (1 Tesalonicenses 4:16- Los ángeles reúnen a los elegidos (Mateo 24:31)
17)
Cristo viene a recompensa (1 Tesalonicenses Cristo viene a juzgar (Mateo 25:31-46)
4:17)
No en el Antiguo Testamento (1 Corintios 15:51) Predicho a menudo en el Antiguo Testamento
No hay señales. Es inminente. Presagiado por muchas señales (Mateo 24:4-29)
Es un tiempo de bendición y consuelo (1 Es un tiempo de destrucción y juicio (2
Tesalonicenses 4:17-18) Tesalonicenses 2:8-12)
Involucra solo a los creyentes (Juan 14: 1-3; 1 Involucra a Israel y las naciones gentiles (Mateo 24:
Corintios 15: 51-55; 1 Tesalonicenses 4: 13-18) 1–25: 46)
Ocurrirá en un momento, en el tiempo que tarda en Será visible para todo el mundo (Mateo 24:27;
parpadear. Solo los suyos lo verán (1 Corintios 15: Apocalipsis 1: 7)
51-52)
Comienza la tribulación Comienza el milenio
Cristo viene como la brillante estrella de la mañana Cristo viene como el sol de justicia (Malaquías 4: 2)
(Apocalipsis 22:16)
El Dr. John Walvoord concluye que estos “contrastes deberían hacer evidente
que la traducción de la iglesia es un evento bastante diferente en carácter y
tiempo al regreso del Señor para establecer Su reino, y confirma la conclusión de
que la traducción tiene lugar antes de la tribulación."
96

John MacArthur resume este punto a favor del punto de vista pre-Tribulación.

Las Escrituras sugieren que la Segunda Venida ocurre en dos etapas:


primero, el Rapto, cuando Él viene por Sus santos y son arrebatados para
encontrarse con Él en el aire (1 Tesalonicenses 4:14-17), y segundo, Su
regreso a la tierra, cuando venga con sus santos (Judas 1:14) para ejecutar
juicio sobre sus enemigos. La septuagésima semana de Daniel debe caer
entre esos dos eventos. Ese es el único escenario que reconcilia la
inminencia de la venida de Cristo por Sus santos con las señales aún no
cumplidas que señalan Su regreso glorioso final con los santos. 97

Exención de la Ira Divina


Es común escuchar a la gente decir que los pre-tributos son solo escapistas. Solo
queremos una vista que nos libere de todos los problemas del mundo. Debido a
este estereotipo, muchas personas objetan fuertemente la noción de que la
iglesia será arrebatada antes de la Tribulación. Argumentan que es arrogante
para los creyentes de hoy pensar que de todas las generaciones de creyentes que
han vivido, de alguna manera somos tan especiales que estaremos exentos de la
Tribulación venidera si el Rapto ocurre durante nuestra vida. Claramente, la
posición anterior a la Tribu es la visión más positiva del futuro para los
creyentes, y algunos pueden sentirse tentados a mantenerla solo por esa razón.
Pero no podemos adoptar un punto de vista bíblico simplemente porque es el
más atractivo.
Déjame ser muy claro. Yo no creo que los cristianos están a salvo de los
problemas y pruebas de esta vida. Incluso problemas muy serios. Los creyentes
de todas las generaciones se han enfrentado a sus problemas (Santiago 1:2-4).
Algunos se han enfrentado a una terrible persecución e incluso al martirio.
Incluso una lectura rápida de la Biblia probaría este punto. Jesús mismo les dijo
a sus discípulos: “En el mundo tenéis tribulación” (Juan 16:33). El apóstol Pablo
dijo: “A través de muchas tribulaciones debemos entrar en el reino de Dios”
(Hechos 14:22). Los verdaderos creyentes enfrentan las pruebas comunes de la
vida. Se enferman, tienen problemas familiares y matrimoniales, lidian con el
estrés emocional, experimentan desánimo y depresión, enfrentan acoso e
intimidación por su fe, pierden sus trabajos y mueren. Vivimos en un mundo
caído y maldito por el pecado.
Pero los problemas de esta vida que todos enfrentamos son muy diferentes de
la ira de Dios derramada sobre un planeta pecaminoso durante la futura
Tribulación. Es la diferencia entre la tribulación y la Tribulación. Todos
enfrentamos la tribulación en un sentido general hoy (Juan 16:33; 2
Tesalonicenses 1:4; Apocalipsis 1:9). Pero la ira durante la Tribulación de siete
años es ira en un sentido específico. Hoy en día, la gente soporta la ira y la
persecución de los hombres y la ira y la persecución de Satanás. Si bien la ira del
hombre y Satanás todavía estará presente durante la Tribulación, la Tribulación
estará más definida por la ira de Dios que cualquier otra cosa.
Sin embargo, no tiene sentido que el pueblo de Dios soporte la ira de Dios.
Parte de lo que significa la salvación en Cristo es que Dios nos salva de la ira que
merecemos (Efesios 2:3-5; 1 Tesalonicenses 5:9). Este ha sido el modelo de Dios:
no juzgar al justo con el malvado. Lot y su familia fueron rescatados de Sodoma
cuando Dios derramó su ira sobre las ciudades de la llanura (Génesis 18–19).
Además, el rapto de Enoc al cielo antes del Diluvio también ilustra este principio
bíblico (Génesis 5:23-24). Dios salva a su pueblo de su ira sobre el pecado.

La Biblia promete que los creyentes de la era de la iglesia estarán exentos de


la ira venidera de Dios durante la Tribulación (1 Tesalonicenses 1:9-10; 5:9;
Apocalipsis 3:10). ¿Pero por qué? ¿Qué pasa con la Tribulación que requiere
nuestra ausencia de este tiempo? La Tribulación es el producto de la ira de Dios
sobre la maldad. El libro de Apocalipsis se refiere claramente a la ira de Dios al
menos siete veces (6:17-18; 14:8-10; 14:19; 15:7; 16:1, 19; 19:15). La ira de Dios
comienza con el primer sello (Apocalipsis 6:1) y continúa hasta la Segunda
Venida (Apocalipsis 19:11-21).
Tres de las otras posiciones de Rapture creen que la ira de Dios no comienza
desde el principio. Los defensores del Rapto anterior a la ira creen que Dios
derrama Su ira solo en el último cuarto de la Tribulación. Creen que la ira de Dios
no comienza hasta la apertura del séptimo sello (Apocalipsis 8:1-7). Para ellos,
toda la devastación en los primeros seis sellos se debe a la ira del hombre y a la
ira de Satanás.
De manera similar, los midtribulacionistas sostienen que la ira de Dios está
reservada para la segunda mitad de la Tribulación. Los cristianos serán
arrebatados justo antes de que comience la ira de Dios en el punto medio de la
Tribulación. Aunque hay alguna diferencia de opinión, la mayoría de los que
pelean por el medio equiparan el Rapto con el toque de la séptima trompeta en
Apocalipsis 11:15-17.
Los postribulacionistas limitan la ira de Dios hasta el final de la Tribulación y
creen que Dios protegerá a los creyentes a través de ella en lugar de apartarlos
de ella.
El Pre-Ira y el midtribulacionismo están de acuerdo con la creencia del pre-
tribulacionismo de que Dios protegerá a su pueblo de su ira arrebatándolos de la
tierra antes de que su ira se derrame sobre el mundo. Las diferencias entre estos
puntos de vista surgen del desacuerdo sobre cuándo comienza realmente la ira
de Dios. ¿Comienza con el primer sello como argumentan los pretribulacionistas
o con el séptimo sello como sugieren los proponentes anteriores a la ira o con la
séptima trompeta como creen los midtribulacionistas o al final de la Tribulación
como creen los postribulacionistas? ¿Y Dios arrebatará a las personas de la tierra
para protegerlas de Su ira como creen los pretribulacionistas, los
midtribulacionistas y los raptores antes de la ira, o de alguna manera los salvará
de Su ira sin sacarlos de la tierra como creen los postribulacionistas?

En mi opinión, el problema con los puntos de vista anteriores a la ira, a la mitad


de la Tribu y después de la Tribu es que los diecinueve juicios en Apocalipsis 6–
18 son la ira de Dios. La totalidad de Tribulación se compone de juicio constante
98

de Dios mismo en contra de un mundo rebelde. Los juicios de los sellos, abiertos
al comienzo de la Tribulación, son desatados uno por uno, no por el hombre o
Satanás, sino por el Cordero mismo (Apocalipsis 6:1). Esto es obra de Dios.
Jesús abre los sellos y una criatura viviente llama a cada uno de los cuatro
jinetes a galopar por la tierra en un juicio devastador. Argumentar que la ira de
Dios está restringida a la última mitad, el último cuarto o el final de la Tribulación
ignora que Jesús pone en movimiento los juicios contenidos en los juicios del
sello que comienzan la Tribulación. Además, las imágenes de los primeros cuatro
juicios de sellos — el hambre, la espada, la pestilencia y las fieras — a menudo
se vincula con la ira de Dios en otras partes de la Biblia (Jeremías 14:12; 15:2;
24:10; 29:17; Ezequiel 5:12, 17; 14:21). Todo el período de la Tribulación es el
derramamiento de la ira de Dios; esto requiere que la novia de Cristo esté exenta
de todo este tiempo de angustia, no solo de parte de él.
¿Por qué dejaría Dios a su novia en la tierra para que soportara su ira? No tiene
sentido. JF Strombeck explica el conflicto, “Uno se ve obligado a preguntar, ¿cómo
pudo el Cordero de Dios morir y resucitar para salvar a la Iglesia de la ira y luego
permitirle pasar por la ira que derramará sobre aquellos que lo rechazan? Tal
inconsistencia podría ser posible en el pensamiento de los hombres, pero no en
los actos del Hijo de Dios ".
99

Evidencia de exención en 1 Tesalonicenses


Echemos un vistazo a 1 Tesalonicenses para obtener más evidencia de que los
creyentes están exentos de la ira de Dios en la Tribulación venidera. Hay cuatro
puntos fuertes. Primero, en 1 Tesalonicenses 1:9-10 se declara explícitamente la
exención de la ira venidera de la Tribulación: “Te volviste a Dios de los ídolos
para servir al Dios vivo y verdadero, y para esperar a Su Hijo del cielo, a quien Él
resucitó de los muertos, que es Jesús, que nos libra de la ira venidera” (cursiva
agregada,). Algunos argumentan que la ira aquí es la ira del infierno ya que Pablo
acaba de discutir la salvación de los tesalonicenses. Si bien esa interpretación es
posible, parece mejor ver esto como la ira de la Tribulación de la que Jesús
rescata a Su pueblo con Su venida. El artículo definido está presente antes de la
palabra ira. Es la ira, la ira venidera. Además, es Jesús, que viene del cielo, quien
nos libra de la ira venidera. Su venida es nuestro medio de liberación. Esta
interpretación recibe más apoyo de la referencia temporal específica a la ira en
el Día del Señor en 1 Tesalonicenses 5:1-6. (Interpreto que la Tribulación es un
ejemplo del “Día del Señor”). La venida de Jesús para rescatar a Su pueblo de la
ira ofrece evidencia convincente de la posición anterior a la Tribulación,
asumiendo que toda la Tribulación es la ira de Dios.
En segundo lugar, en 1 Tesalonicenses 4:13–5:9, la secuencia de eventos
sugiere una cronología que podemos anticipar. Como hemos visto, 1
Tesalonicenses 4:13-18 trata del Rapto de la iglesia. Luego, comenzando en 1
Tesalonicenses 5:1, Pablo cambia a un nuevo tema con las palabras, "Ahora en
cuanto a" (peri de en griego). Esta frase griega es una de las formas favoritas de
Pablo para cambiar de tema en sus cartas. Lo usa de esta manera repetidamente
en 1 Corintios 7–16. Entonces, está claro que ha terminado de lidiar con el Rapto
en este momento. Pero, ¿cuál es el siguiente tema en 1 Tesalonicenses 5:1-9? Es
el Día del Señor (1 Tesalonicenses 5:2).
¿Por qué es importante este nuevo tema? Porque sugiere un orden claro de
eventos. El Rapto se menciona primero, seguido de la Tribulación. La Tribulación
se representa como algo separado y posterior al Rapto.
El orden es convincente.

El Rapto 1 Tesalonicenses 4:13-18


El Día del Señor (tribulación) 1 tesalonicenses 5:1-9

Si la discusión sobre el Rapto precede a la discusión sobre el Día del Señor en


1 Tesalonicenses 4–5, entonces difícilmente pueden ser parte del mismo evento
que sostienen los postribulacionistas. Más bien, la cronología de 1
100

Tesalonicenses 4–5 apoya la posición anterior a la Tribu.


Tercero, en 1 Tesalonicenses 5:1-5, Pablo distingue dos grupos únicos. La
diferencia es crítica, pero fácil de pasar por alto. Los pronombres en cursiva son
pistas del pensamiento de Paul:

1 Pero acerca de los tiempos y de las ocasiones, no tenéis necesidad, hermanos,


de que yo os escriba. 2 Porque vosotros sabéis perfectamente que el día del Señor
vendrá así como ladrón en la noche; 3 que cuando digan: Paz y seguridad, entonces
vendrá sobre ellos destrucción repentina, como los dolores a la mujer encinta, y no
escaparán. 4 Mas vosotros, hermanos, no estáis en tinieblas, para que aquel día os
sorprenda como ladrón. 5 Porque todos vosotros sois hijos de luz e hijos del día; no
somos de la noche ni de las tinieblas.
Hay un cambio conspicuo de usted y nosotros (los creyentes) a ellos y a ellos
(los incrédulos). El cambio es significativo. Los pronombres indican que cuando
llegue el Día del Señor, habrá dos grupos distintos de personas. Un grupo será
arrebatado y escapará de la ira, y el otro permanecerá en la tierra y enfrentará
toda su fuerza.
El día del Señor vendrá sobre ellos, y que no escapará (1 Tesalonicenses 5: 3).
Luego, en 1 Tesalonicenses 5:4 hay un contraste abrupto: “Pero vosotros,
hermanos, no estáis en tinieblas”. Ellos en el versículo 3 están en marcado
contraste con usted y nosotros en los versículos 4-11 quienes escaparemos. Esta
clara distinción indica que el pueblo de Dios no enfrentará la ira venidera del Día
del Señor.
Cuarto, 1 Tesalonicenses 5:9 dice claramente: "Porque Dios no nos ha
destinado para ira, sino para alcanzar la salvación por medio de nuestro Señor
Jesucristo". Los creyentes tienen una cita con la salvación, no con la ira. Muchos
creen que este versículo se refiere a la ira del infierno que los cristianos no
experimentarán. Sin embargo, a los tesalonicenses ya se les había asegurado que
escaparían de la ira del infierno (1 Tesalonicenses 1:4). Además, en el contexto
de 1 Tesalonicenses 5:1-8, la ira que Pablo acaba de discutir no es el castigo
eterno en el infierno, sino la ira del Día del Señor. Esa es la ira de la que los
creyentes serán liberados. Como dice John Walvoord, “En este pasaje él [Pablo]
está diciendo expresamente que nuestro nombramiento es ser arrebatados para
estar con Cristo; el nombramiento del mundo es para el Día del Señor, el día de
la ira. No se puede asistir a ambas citas ". Nuestra cita para la salvación y el
101

Rapto se hace en el momento en que confiamos en Jesucristo como nuestro


Salvador personal del pecado.

Evidencia de exención en Apocalipsis 3:10-11


10 Por cuanto has guardado la palabra de mi paciencia, yo también te
guardaré de la hora de la prueba que ha de venir sobre el mundo entero, para
probar a los que moran sobre la tierra. 11 He aquí, yo vengo pronto; retén lo
que tienes, para que ninguno tome tu corona.
APOCALIPSIS 3:10-11
Podemos recoger al menos cuatro pruebas importantes de Apocalipsis 3: 10-
11 relacionadas con la exención. Este pasaje ilumina la naturaleza de la
protección de Dios, el momento del Rapto, el alcance de la Tribulación y la
brevedad del Rapto.
En primer lugar, el Señor promete “mantener que desde” el momento del
ensayo. Las palabras keep from son la traducción al inglés de las palabras griegas
tereo ek. Tereo es la palabra griega para "guardar, preservar, proteger", y la
preposición griega ek significa "fuera de, fuera de dentro". Los
postribulacionistas argumentan que la palabra ek aquí significa "a través"; por lo
tanto, leen este pasaje como “Yo también los guardaré a través de la hora de la
prueba”, no “fuera de”. Pero si el Señor hubiera querido decir que los creyentes
serían guardados “durante” la Tribulación, habría usado la preposición griega
dia, que tiene este claro significado. Por otra parte, el único otro caso de tereo ek
en el Nuevo Testamento se encuentra en Juan 17:15, que dice: “No te pido que
los saques del mundo, sino para mantener a partir del maligno” (NVI, cursiva
adicional). El uso de esta frase idéntica en Juan 17:15 apoya el significado de ek
en Apocalipsis 3:10 como "guardar de" o "fuera de dentro". No tiene sentido
102

que Dios mantenga a su pueblo a través de Satanás, el maligno; nos aleja de él. 103

En segundo lugar, el Señor promete mantener a su pueblo no solo de la prueba


sino de "la hora de la prueba". El pueblo de Dios está exento no solo de las
pruebas durante la Tribulación sino de la misma Tribulación. Estamos alejados
de todo el período de tiempo, no solo de las pruebas. Esta redacción apoya
fuertemente la noción de remoción antes de la Tribulación antes de la
Tribulación, no el reclamo de protección posterior a la Tribu a través de ella.

En tercer lugar, el tiempo de la prueba "vendrá sobre todo el mundo ". La


Tribulación tiene un alcance mundial. ¿Cuál es este tiempo de prueba mundial
del que los creyentes escaparán? Creo que, en el libro de Apocalipsis, sólo puede
referirse a una vez: el período de la Tribulación descrito en Apocalipsis 6–18.
Cuarto, Jesús nos dice cómo se logrará esta liberación: "rápidamente". Este
"rápido" parece sugerir algo breve, no largo y prolongado. Esta brevedad, en mi
opinión, alude a la eliminación instantánea de la iglesia "en un abrir y cerrar de
ojos". Sucederá así de rápido.
Poner estos cuatro puntos juntos, veo claramente que el Señor va a liberar a
su pueblo desde el tiempo de todo el mundo prueba por su repentina viene para
ellos en el rapto. Charles C. Ryrie comparte una excelente ilustración de la verdad
en Apocalipsis 3:10.

Como profesora doy exámenes con frecuencia. Supongamos que anuncio


que se realizará un examen en tal o cual día a la hora habitual de clase.
Luego, suponga que digo: "Quiero hacer una promesa a los estudiantes cuyo
promedio de calificaciones para el semestre hasta ahora es A. La promesa
es: los mantendré alejados del examen".
Ahora podría cumplir mi promesa a esos estudiantes A de esta manera:
les diría que vinieran al examen, lo pasaran a todos y les dieran a los
estudiantes A una hoja con las respuestas. Tomarían el examen y, sin
embargo, en realidad se mantendrían alejados del examen. Vivirían el
tiempo, pero no sufrirían la prueba. Esto es postribulacionismo: protección
mientras dura.
Pero si le digo a la clase: “Voy a dar un examen la semana que viene.
Quiero hacer una promesa a todos los estudiantes sobresalientes. Te evitaré
la hora del examen ". Entenderían claramente que mantenerse fuera de la
hora de la prueba los exime de estar presentes durante esa hora. Esto es
pretribulacionismo, y este es el significado de la promesa de Apocalipsis
3:10. Y la promesa vino del Salvador resucitado, quien Él mismo es el
libertador de la ira venidera (1 Tesalonicenses 1:10). 104

La promesa de Jesús es que vendrá rápidamente, en un abrir y cerrar de ojos,


para mantener a Su novia fuera del tiempo de la Tribulación.

Brecha de Tiempo entre el Rapto y la Segunda Venida


Hay similitudes obvias entre el Rapto y la segunda venida de Jesús. En ambos
casos, Jesús desciende del cielo. Pero también hay algunas diferencias: por un
lado, se describe a Jesús como viniendo por su pueblo, mientras que por otro
lado, se describe a Jesús como viniendo con su pueblo. En el Rapto, Jesús se
encuentra con Su pueblo en el aire; en la Segunda Venida, regresa a la tierra.
¿Cómo encajan estas dos descripciones? ¿Son el mismo evento o eventos
diferentes, o algo más? Creo que un Rapto antes de la Tribulación resuelve mejor
esta discrepancia.
En esta sección quiero identificar cuatro profecías bíblicas que crean una
mayor falta de armonía entre el Rapto y la Segunda Venida. Mostrará más
completamente que el Rapto y la Segunda Venida no pueden ser simultáneos,
que debe haber un intervalo de tiempo entre ellos. Mi objetivo es mostrar que el
Rapto y la Segunda Venida son, de hecho, sujetalibros de la Tribulación: el Rapto
ocurre antes de la Tribulación y la Segunda Venida ocurre después. No obstante,
mantengo que estas son dos etapas del mismo evento, separadas por los eventos
de la Tribulación.
Finalmente, creo que después de mirar estas profecías, veremos cómo el
pretribulacionismo armoniza mejor los pasajes de las Escrituras relevantes.
Otras miradas, especialmente el postribulacionismo, se ven obligadas a idear
escenarios que no permiten un paso normal del tiempo. Un Rapto anterior a la
105
Tribu pone las muchas predicciones de los últimos tiempos en una línea de
tiempo lógica. Los tiempos finales tendrán más sentido con un Rapto previo a la
Tribulación seguido de la Tribulación y luego la Segunda Venida.
Aquí hay cuatro eventos de los últimos tiempos que plantean la necesidad de
un intervalo de tiempo entre el Rapto y la segunda venida de Cristo.

El Tribunal de Cristo
El Nuevo Testamento establece claramente que todos los creyentes de la era de
la iglesia deben comparecer ante el tribunal de Cristo en el cielo. Curiosamente,
en los relatos detallados de la segunda venida de Cristo, nunca se menciona el
tribunal de Cristo (por ejemplo, Apocalipsis 19:11-21). Asumiendo que este
juicio requeriría algún paso de tiempo, la brecha de siete años antes de la Tribu
entre el Rapto y la Segunda Venida acomodaría tal requisito.
La Preparación de la Novia de Cristo
Apocalipsis 19:7-10 describe a la iglesia como una novia que ha sido preparada
para casarse con su novio. Cuando Cristo regresa en su segunda venida, la novia
está vestida y lista para acompañar a Cristo de regreso a la tierra (Apocalipsis
19:11-18). Siendo este el caso, la iglesia tendría que estar completa y en el cielo
para estar preparada de la manera que describe Apocalipsis 19. Esto requiere
una remoción previa, así como un intervalo de tiempo, los cuales el
pretribulacionismo maneja bien.

Vida en el Reino Milenario


Un tercer evento que requiere algo de tiempo entre el Rapto y la Segunda Venida
es la presencia de creyentes en cuerpos físicos mortales durante el reinado de
mil años de Cristo en la tierra. Isaías 65:20-25 parece sugerir que, durante el
Milenio, las personas llevarán a cabo ocupaciones ordinarias como la agricultura,
la plantación de viñedos y la construcción de casas, y darán a luz hijos, poblando
el reino mesiánico. Apocalipsis 20:1-6 dice que, cuando Cristo regrese a la
106

tierra, establecerá Su Reino en la tierra que durará mil años. Los santos del
Antiguo Testamento, los creyentes de la era de la iglesia y los creyentes que
murieron durante la Tribulación entrarán al reino milenial en nuevos cuerpos
glorificados, habiendo resucitado en varios puntos antes del Milenio. Mientras
tanto, aquellos creyentes que lleguen a la fe en Cristo durante la Tribulación y
sobrevivan hasta la segunda venida entrarán en el reino milenial de Cristo en sus
cuerpos humanos naturales.
Aquí está el dilema para la vista posterior a Trib. Si todos los santos estuvieran
atrapados en un Rapto posterior a la Tribulación antes del Milenio, no habría
personas en cuerpos naturales para entrar en el reinado de mil años de Cristo.
Todos los creyentes ya tendrían un cuerpo glorificado. Los incrédulos estarán en
el infierno. No habría creyentes que permanecieran en cuerpos naturales para
poblar el Reino.

Sin embargo, el pretribulacionismo no se encuentra con este problema. La


Tribulación de siete años entre el Rapto y el regreso de Cristo es el momento en
que millones de personas serán salvas y así estarán presentes en sus cuerpos
naturales para poblar la tierra durante el Milenio. Esta es la tercera razón por la
que debe haber un intervalo de tiempo entre el Rapto y la Segunda Venida.
Las Ovejas y las Cabras
Mateo 25:31-46 describe el juicio de Dios sobre los gentiles. Este juicio ocurrirá
después de la Segunda Venida y al comienzo del Milenio. Las personas reunidas
en este juicio serán sobrevivientes de la Gran Tribulación. Jesús dividirá a los
gentiles en dos grupos: creyentes e incrédulos (las ovejas y las cabras). Esta
división indica que tanto los creyentes como los incrédulos estarán vivos en la
tierra en la segunda venida de Jesús. ¿Por qué es esto digno de mención?
El postribulacionismo no tiene en cuenta tanto a los creyentes como a los
incrédulos que vivieron en la tierra después del Rapto. Si el Rapto y la Segunda
Venida ocurren juntos, como creen los postribulacionistas, y todos los creyentes
vivos son arrebatados para encontrarse con Jesús y escoltarlo de regreso a la
tierra, entonces no quedará ninguna oveja en la tierra cuando Jesús llegue. Todo
lo que quedaría son cabras. Todas las ovejas habrían sido raptadas y regresadas
con Cristo.
El punto de vista posterior a la tribulación no necesita que Jesús separe las
ovejas de las cabras cuando venga a la tierra, porque el Rapto ya los habría
separado. Pero si el Rapto ocurre antes de la Tribulación, como argumentan los
pretribulacionistas, mucha gente llegaría a conocer al Señor durante la
Tribulación y antes de la Segunda Venida. Estos creyentes de la Tribulación
darían cuenta de las "ovejas" en Mateo 25:31-46. Una vez más, una posición
anterior a la Tribu con su intervalo de tiempo entre el Rapto y la Segunda Venida
es la mejor manera de explicar una interpretación literal de este pasaje.
Retiro del Inmovilizador
Ahora, queridos hermanos y hermanas, aclaremos algunas cosas sobre la
venida de nuestro Señor Jesucristo y cómo estaremos reunidos para
encontrarnos con él. . . . No se deje engañar por lo que dicen. Porque ese día
no llegará hasta que haya una gran rebelión contra Dios y se revele el
hombre del desafuero, el que trae destrucción. Se exaltará a sí mismo y
desafiará todo lo que la gente llama dios y todo objeto de adoración. Incluso
se sentará en el templo de Dios, afirmando que él mismo es Dios.

Capítulo 02

1 Pero con respecto a la venida de nuestro Señor Jesucristo, y nuestra


reunión con él, os rogamos, hermanos, 2 que no os dejéis mover
fácilmente de vuestro modo de pensar, ni os conturbéis, ni por espíritu,
ni por palabra, ni por carta como si fuera nuestra, en el sentido de que
el día del Señor está cerca. 3 Nadie os engañe en ninguna manera;
porque no vendrá sin que antes venga la apostasía, y se manifieste el
hombre de pecado, el hijo de perdición, 4 el cual se opone y se levanta
contra todo lo que se llama Dios o es objeto de culto; tanto que se sienta
en el templo de Dios como Dios, haciéndose pasar por Dios. 5 ¿No os
acordáis que cuando yo estaba todavía con vosotros, os decía esto? 6 Y
ahora vosotros sabéis lo que lo detiene, a fin de que a su debido tiempo
se manifieste. 7 Porque ya está en acción el misterio de la iniquidad; sólo
que hay quien al presente lo detiene, hasta que él a su vez sea
quitado de en medio. 8 Y entonces se manifestará aquel inicuo, a
quien el Señor matará con el espíritu de su boca, y destruirá con el
resplandor de su venida;
2 TESALONICENSES 2:1, 3-8

Segunda de Tesalonicenses describe la revelación del "hombre de desafuero".


Creo que este es el Anticristo. Pablo describe algunas de las cosas que hará, pero
dice que por ahora su identidad permanece en secreto y que la anarquía continúa
en secreto hasta que él sea revelado. Entonces, ¿qué impide que se revele al
hombre del desafuero? Paul comparte otra fuerza en el trabajo: es "lo que lo
detiene". Esta fuerza es también "la que está reteniendo [esta anarquía]". A esta
fuerza de retención la llamo "el limitador". La palabra griega katecho en ambos
lugares significa "reprimirse o restringir".
Entonces, ¿quién es esta persona, o qué tipo de entidad es la que está
restringiendo la aparición del Anticristo? A lo largo de los siglos se han sugerido
muchos candidatos:

1. El imperio Romano
2. El estado judío
3. El apóstol Pablo
4. La predicación del evangelio
5. Gobierno humano
6. Satán
7. Elías
8. Un ser celestial desconocido
9. Miguel Arcángel
10. El espíritu santo
11. La Iglesia

San Agustín fue transparente cuando dijo sobre el inmovilizador: "Confieso


francamente que no sé lo que quiere decir". Puedo simpatizar con Agustín. No
obstante, creo que hay varias pistas que pueden ayudarnos a identificar al
inmovilizador. Primero, el limitador detiene al hombre del desafuero. En
segundo lugar, se hace referencia al limitador con verbos (participios) tanto
neutros como masculinos. La frase "lo que lo detiene" usa un verbo neutro,
sugiriendo un principio. La frase “el que lo está reteniendo” usa un verbo
masculino, sugiriendo una persona. En tercer lugar, cualquiera que sea el
inmovilizador, debe poder quitarse. Por último, el limitador debe ser lo
suficientemente poderoso como para contener el estallido del mal bajo el
Anticristo.
Estas cuatro pistas permiten sólo una identificación satisfactoria para el que
lo restringe: Dios mismo. En este caso, es Dios el Espíritu Santo quien es el
limitador. Pero eso todavía deja algunos cabos sueltos. ¿Por qué se refiere al
Espíritu Santo como un principio y como una persona, como un qué y un quién?
¿Y cómo puede el Espíritu Santo, que es omnipresente, ser quitado de la tierra?
Éstas son preocupaciones legítimas. El Espíritu Santo es omnipresente y no se
puede quitar de la tierra. Además, millones de personas serán salvas durante la
Tribulación (Apocalipsis 7:9-14). El ministerio de convicción, atracción y
regeneración del Espíritu Santo es esencial para que cualquiera sea salvo, tanto
ahora como en la Tribulación (Juan 3:5; 16:7-11; 1 Corintios 12:3). Entonces,
¿cómo puede el Espíritu Santo ser el limitador? Creo que la respuesta es que el
Espíritu Santo está obrando durante esta era en y a través de la iglesia.
Hay cuatro razones clave para identificar al inmovilizador de esta manera.
Primero, esta restricción requiere un poder omnipotente. En segundo lugar, este
punto de vista explica adecuadamente el cambio de género, de neutro a
masculino, en 2 Tesalonicenses 2:6-7. En griego, la palabra pneuma (espíritu) es
neutra. Pero también se hace referencia al Espíritu Santo con el pronombre
masculino He, especialmente en Juan 14-16. En tercer lugar, la Escritura habla
del Espíritu Santo como refrenando el pecado y la maldad en el mundo (Génesis
6:3) y en el corazón del creyente (Gálatas 5:16-17). Finalmente, el Espíritu Santo
usa a la iglesia y su proclamación y descripción del evangelio como el principal
instrumento en esta era para refrenar el mal. Somos la sal de la tierra y la luz del
mundo (Mateo 5:13-16). Somos el templo del Espíritu Santo tanto individual
como corporativamente (1 Corintios 3:17; 6:19; Efesios 2:21-22).
John Phillips aclara cuál es el papel de la iglesia durante la era de la iglesia:

La era de la iglesia es un paréntesis en el trato de Dios con el mundo. La


iglesia, inyectada sobrenaturalmente en la historia en Pentecostés y
mantenida sobrenaturalmente a lo largo de la era por las obras de bautismo,
morada y plenitud del Espíritu Santo, será removida sobrenaturalmente
cuando esta era termine. Lo que se quita entonces es la obra poderosa del
Espíritu Santo a través de la iglesia. Hasta que eso suceda, Satanás no puede
llevar sus planes a un punto crítico. Por lo tanto, creo que el limitador en 2
Tesalonicenses 2:6-7 no es ni el Espíritu Santo solo ni la iglesia solo. Más
bien, la fuerza restrictiva son los dos juntos. En Hechos 2, en el día de
Pentecostés, el Espíritu Santo vino a la tierra en una nueva capacidad. Vino
a la tierra para habitar en cada creyente individual (1 Corintios 6:19) y en la
iglesia en su conjunto (1 Corintios 3:16). Por su Espíritu, Dios da poder a su
pueblo en esta época para refrenar el mal. Esa fuerza restrictiva estará aquí
mientras la iglesia esté aquí.107

El gran maestro y expositor de la Biblia Donald Gray Barnhouse resume este


punto de vista.

Bueno, ¿qué impide que el Anticristo haga su aparición en el escenario


mundial? es Usted! Tú y todos los demás miembros del cuerpo de Cristo en
la tierra. La presencia de la iglesia de Jesucristo es la fuerza restrictiva que
se niega a permitir que el hombre del desafuero sea revelado. Es cierto que
es el Espíritu Santo quien es el verdadero freno. Pero como enseñan tanto 1
Corintios 3:16 como 6:19, el Espíritu Santo mora en el creyente. El cuerpo
del creyente es el templo del Espíritu de Dios. Ponga a todos los creyentes
juntos entonces, con el Espíritu Santo morando en cada uno de nosotros, y
tendrá una fuerza de restricción formidable. 108

Entonces, el que restringe es la obra del Espíritu Santo a través de Su pueblo


en esta era presente. Sorprendentemente, nuestra era actual se describe como la
era de la moderación. La presencia de creyentes en el mundo ejerce una
poderosa influencia sobre el mundo inicuo.
El Rapto lo cambiará todo. Cuando ocurra el Rapto, la iglesia habitada por el
Espíritu y su influencia restrictiva serán removidas. Eso liberará al mundo al
pecado como nunca antes lo había hecho. Los cristianos que defienden la justicia
cívica y la ley y el orden ya no estarán presentes ejerciendo su influencia. La sal
y la luz de la iglesia se extraerán de la tierra. Al menos durante un tiempo, solo
las personas que no son salvas ocuparán cargos gubernamentales. Satanás podrá
poner en marcha su plan al llevar a su hombre al centro del escenario para tomar
el control del mundo. El mal estallará y se expandirá sin control más allá de todo
lo conocido en la historia del hombre. Será como la remoción de una enorme
presa. El mundo se verá inundado por una maldad de un alcance y una gravedad
inimaginables.

Chuck Swindoll describe los resultados de la remoción del inmovilizador:

Cuando la iglesia sea “reunida” y llevada a estar con Cristo en el aire, la sal y
la luz serán retiradas. Entonces todo vestigio de bondad se deteriorará; todo
remanente de verdad, desentrañar. Es en ese momento cuando el hombre
del desafuero ocupará un lugar central. Al igual que las jaulas en un
zoológico se abren repentinamente, así será cuando el Restrainer sea
quitado del camino y la anarquía corra salvaje y desenfrenada en las calles.
El nuestro es un día de gracia en el que el pecado, en gran medida, está
restringido. Es un día en el que Dios no se ocupa directamente del pecado
humano. Sin embargo, llegará un momento en que Él entrará en escena para
lidiar definitivamente con el pecado. Y ese será un momento de gran
destrucción. 109

Sin embargo, el regreso del Espíritu Santo al cielo no será un retiro completo
de la tierra, sino una especie de Pentecostés inverso. Su actividad será como en
el Antiguo Testamento. Donald Gray Barnhouse está de acuerdo:

Cuando la iglesia es removida en el rapto, el Espíritu Santo va con la iglesia


en lo que se refiere a su poder restrictivo. Su obra en esta era de gracia
terminará. De ahora en adelante, durante la Gran Tribulación, el Espíritu
Santo todavía estará aquí en la tierra, por supuesto, porque ¿cómo puedes
deshacerte de Dios? Pero Él no residirá en los creyentes como lo hace ahora.
Más bien, volverá a su ministerio del Antiguo Testamento de venir sobre
personas especiales. 110

Segunda de Tesalonicenses 2 y la aparición del inmovilizador allí plantean


algunos problemas complicados. Un Rapto anterior a la Tribu tiene sentido en 2
Tesalonicenses 2 y en el poder restrictivo sobre el hombre del desafuero. Cuando
la iglesia sea arrebatada, su influencia restrictiva desaparecerá, dejando un vacío
de justicia. La ausencia de esta influencia restrictiva creará un ambiente
apropiado para la Tribulación.
El "misterio del desafuero" ya está activo (2 Tesalonicenses 2:7), pero el
Espíritu Santo ahora está refrenando el pecado hasta que Él sea quitado con el
Rapto de la iglesia. Cuando esto ocurra, “el hombre del desafuero se manifestará,
pero el Señor Jesús lo matará con el aliento de su boca y lo destruirá con la gloria
de su venida” (2 Tesalonicenses 2:8).

Inminencia
La inminencia es una doctrina sostenida por los pretribulacionistas que se extrae
de varios pasajes del Nuevo Testamento. Estos pasajes presentan un Rapto que
es seguro, aunque no necesariamente pronto, que podría suceder en cualquier
momento y que podría suceder sin previo aviso.

 1 Corintios 1:7 - "de tal manera que nada os falta en ningún don, esperando
la manifestación de nuesto Señor Jesucristo;
 1 Corintios 16:22 - El que no amare al Señor Jesucristo, sea anatema. El
Señor viene. "Maranatha" (Esta palabra significa "Señor nuestro, ven").
 Filipenses 3:20 - “Mas nuestra ciudadanía está en los cielos, de donde
también esperamos al Salvador, al Señor Jesucristo;”.
 Filipenses 4:5 - ". . . El Señor está cerca. ".
 1 Tesalonicenses 1:10 - “y esperar de los cielos a su Hijo” (La palabra para
esperar en griego está en tiempo presente, lo que significa que debían
esperar continuamente y literalmente significa “esperar” como un padre
esperando y buscando a un niño que espera estar en casa en cualquier
momento.)
 Tito 2:13 - “aguardando la esperanza bienaventurada y la manifestación
gloriosa de nuestro gran Dios y Salvador Jesucristo,” (¿Por qué estar
constantemente buscando a Cristo si no puede venir en ningún
momento?)
 Hebreos 9:28 - “así también Cristo fue ofrecido una sola vez para llevar los
pecados de muchos; y aparecerá por segunda vez, sin relación con el
pecado, para salvar a los que le esperan.". (¿Por qué esperar
ansiosamente su venida si está muy lejos?)
 Santiago 5:7-9 - “7 Por tanto, hermanos, tened paciencia hasta la venida del
Señor. Mirad cómo el labrador espera el precioso fruto de la tierra,
aguardando con paciencia hasta que reciba la lluvia temprana y la tardía.
8 Tened también vosotros paciencia, y afirmad vuestros corazones; porque
la venida del Señor se acerca. 9 Hermanos, no os quejéis unos contra otros,
para que no seáis condenados; he aquí, el juez está delante de la puerta. ”.
 1 Pedro 1:13 - "Por tanto, ceñid los lomos de vuestro entendimiento, sed
sobrios, y esperad por completo en la gracia que se os traerá cuando
Jesucristo sea manifestado;".
 Judas 1:21 - "esperando ansiosamente la misericordia de nuestro Señor
Jesucristo para vida eterna"
 Apocalipsis 3:11; 22:7, 12, 20 - "Vengo pronto".
 Apocalipsis 22:17, 20 - “El Espíritu y la esposa dicen: 'Ven'. Y el que oye,
diga: "Ven". . . . El que da testimonio de estas cosas, dice: " Ciertamente
vengo en breve. Amén; sí, ven, Señor Jesús.".

Todas estas Escrituras se refieren al Rapto y hablan de él como si pudiera


ocurrir en cualquier momento. De alguna manera, anticipar el regreso de Cristo
podría compararse con vivir en California y esperar un terremoto. Puede estar
seguro, viviendo allí, de que ocurrirá un terremoto; Es solo cuestión de tiempo.
Puede que sea pronto o puede suceder dentro de una década, pero seguramente
sucederá. También podría suceder en cualquier momento. Y podría suceder sin
previo aviso. Claro, podría haber temblores antes de tiempo, pero no
necesariamente.
Esto es similar a la forma en que los pretribulacionistas piensan sobre el
Rapto. Cuando se trata de inminencia, tienen tres ideas principales en mente:
podría suceder en cualquier momento; podría suceder sin previo aviso; y
ciertamente sucederá, incluso si no sucede pronto.
Cualquier momento. Inminencia significa que el Rapto podría ocurrir en
cualquier momento. Otros eventos proféticos pueden tener lugar antes del Rapto,
pero ningún evento profético debe precederlo. Un evento inminente, según
Charles C. Ryrie, es uno que es “inminente, pende sobre la cabeza de uno, listo
para suceder. Un evento inminente es aquel que siempre está listo para
suceder”.111

Sin previo aviso. Dado que el Rapto puede ocurrir en cualquier momento,
entonces uno debe estar preparado para él en cualquier momento. Si se
requirieran señales para precederlo, entonces no podría ocurrir en ningún
momento. Por lo tanto, la inminencia significa que el Rapto es un evento sin
signos. Pero si esto es cierto, ¿por qué a menudo escuchamos a la gente referirse
a las señales de la venida de Cristo? Es importante recordar que las señales de la
venida de Cristo en el Nuevo Testamento, como Mateo 24, presagian la segunda
venida de Cristo. No son señales del Rapto. En la iglesia primitiva, el pueblo de
Dios buscaba al Salvador, no señales. Los pretribulacionistas llaman al Rapto un
evento sin signos.
Seguro, pero no necesariamente pronto. En tercer lugar, la inminencia significa
que es seguro que el Rapto ocurrirá, pero no necesariamente pronto. Inminente
no significa pronto; más bien, significa inevitable.
La inminencia, por tanto, combina dos elementos clave: certeza e
incertidumbre. Un evento inminente es aquel que seguramente ocurrirá, pero el
momento en que ocurrirá es incierto. Es común escuchar a los cristianos de hoy
112

decir cosas como: "¡Jesús viene pronto!" La verdad es que el Rapto puede suceder
pronto, pero puede que no. Además, la gente tiene una comprensión diferente de
lo que significa "pronto". Simplemente no sabemos con certeza cuándo sucederá.
Para ser más precisos, los creyentes deberían decir: “El Rapto podría ocurrir en
cualquier momento; podría suceder hoy ". Creo que esto expresa con mayor
precisión la enseñanza bíblica de la inminencia.

ARGUMENTOS EN CONTRA DE LA INMINENCIA


Aunque las Escrituras parecen presentar claramente la idea de la inminencia del
regreso de Cristo, algunos cuestionan la noción de inminencia. Estos oponentes
argumentan que los escritores del Nuevo Testamento no creían en la inminencia
del Rapto.
Primero, algunos argumentan que el evangelio tenía que ser predicado en todo
el mundo antes de que Cristo regresara (Hechos 1:8). Este requisito
contradeciría la doctrina de la inminencia porque el Rapto no habría sido
inminente para aquellos que leen el evangelio. El evangelio habría tenido que
llegar primero a los confines de la tierra; esto lo habría convertido en una señal
anterior al Rapto, excluyendo así la inminencia. Sin embargo, para el año 50 d.C.
el evangelio ya se había extendido a Europa, que en ese momento se consideraba
"los confines de la tierra". Dado el entendimiento que los escritores del Nuevo
Testamento tenían de la comisión de Jesús a los discípulos, este requisito ya
estaba cumplido cuando Lucas escribió el libro de los Hechos (ca. 60-62 d. C.).
Además, Pablo se incluyó a sí mismo cuando habló del Rapto en 1
Tesalonicenses: “Nosotros, los que aún vivimos cuando el Señor regrese, no lo
encontraremos antes que los que han muerto” (4:15). Evidentemente, Pablo no
vio ningún obstáculo para la venida de Cristo durante su vida. Creía que el Rapto
era inminente.
En segundo lugar, los oponentes de la inminencia sostienen que Juan 21: 18-
19 excluye un Rapto en cualquier momento porque dice que Pedro tuvo que vivir
para ser un anciano. Esto significa que los lectores de Juan no se habrían
preocupado hasta que Pedro hubiera envejecido. Su vejez habría sido una
especie de señal. Como señal, habría impedido la inminencia. Sin embargo, el
mismo Pedro animó a los creyentes a esperar la venida del Señor (1 Pedro 1:13;
4:7). Pedro sabía que podría morir repentinamente (2 Pedro 1:14). Además,
otros creyentes esperaban la muerte prematura de Pedro porque cuando Rhoda
les contó a los creyentes en Hechos 12 la noticia de su liberación de la prisión,
ellos dijeron: "¡Estás loco!" (v. 15) y cuando Pedro se les apareció, "se
asombraron" (v. 16). Aparentemente, Juan 21:18-19 no llevó a los lectores a
creer que Pedro tenía que envejecer. Parecían no tener ninguna expectativa de
que viviría una vida larga. Además, el pasaje de Juan 21 ni siquiera fue escrito y
distribuido a las iglesias hasta quince o veinte años después de que Pedro ya
estaba muerto, por lo que Juan 21:18-19 no es un impedimento para la
inminencia.
Un tercer argumento contra la inminencia es que el templo tuvo que ser
destruido antes de que Cristo regresara (Mateo 24:1-3). Esto habría significado
que la destrucción del Templo habría sido una señal, excluyendo la inminencia.
Pero ese no es el caso. Más bien, debemos entender lo que Cristo quiso decir en
Mateo 24. Jesús no estaba hablando del Rapto o de la iglesia; la iglesia todavía
era un misterio y aún no había sido revelada, mucho menos establecida. Mateo
24 no relaciona la destrucción del Templo con el Rapto. Ni siquiera hay un indicio
de que la destrucción del Templo deba preceder al Rapto.
JESÚS PODRÍA VENIR HOY
Con estas objeciones descartadas, creo que el Nuevo Testamento presenta el
Rapto como un evento que podría ocurrir en cualquier momento. Así que los
creyentes deberían estar buscándolo todo el tiempo.
Uno de mis amigos dijo una vez que cree tan firmemente en el Rapto anterior
a la Tribu que siempre come su postre primero cuando se sienta a comer. ¡Eso es
poner en práctica tu teología!
Pero el sentimiento detrás de su declaración es cierto. ¿Por qué? Porque solo
la posición anterior a la Tribu permite una venida inminente, en cualquier
momento y sin signos, de Cristo por los Suyos. Solo aquellos que creen en un
Rapto antes de la Tribu pueden decir honestamente: "Jesús puede venir hoy". Las
otras opiniones no pueden decir esto. Esperan que ciertos eventos precedan al
Rapto, y esos eventos aún no han sucedido.
La inminencia del Rapto debería llenarnos de esperanza, anticipación y
motivación para vivir piadosamente. Los creyentes deben vivir con esta
esperanza todos los días: ¡Jesús puede venir hoy! Solo la inminencia permite esta
bendita esperanza (Tito 2:13). Y solo el pretribulacionismo explica la inminencia.

Cuando hablo con personas que dicen que están en mitad de la Tribu o después
de la Tribu, a veces les pregunto si creen que Jesús puede regresar en cualquier
momento, incluso hoy. A menudo dicen que sí. Luego les pregunto cómo puede
venir Jesús en cualquier momento si aún no estamos en la Tribulación, y al menos
la mitad o todo debe pasar hasta que pueda ocurrir el Rapto. Muchos no ven la
inconsistencia entre la doctrina de la inminencia y la noción de que parte o toda
la Tribulación debe transcurrir antes de que pueda ocurrir. Solo aquellos que
sostienen el punto de vista anterior a la Tribu pueden sostener lógicamente que
Jesús podría regresar hoy.
Maranatha
La doctrina de la inminencia es una realidad que cambia la forma en que vivimos
en la época actual. Esta expectativa ciertamente cambió la forma en que vivía la
iglesia primitiva. La iglesia primitiva adoptó una contraseña especial para
identificarse y saludarse unos a otros: Maranatha (1 Corintios 16:22). Es una
palabra aramea que solo aparece una vez en las Escrituras. Consta de tres
palabras arameas: Mar (Señor), ana (nuestro) y tha (ven). Es una especie de
oración de una sola palabra: "Señor nuestro, ven".
Maranatha solo tiene sentido a la luz de la vista inminente del Rapto. Como
dice Renald Showers, "Si sabían que Cristo no podría regresar en ningún
momento debido a otros eventos o un período de tiempo tenía que suceder
primero, ¿por qué le pidieron de una manera que implicara que Él podría venir
en cualquier momento?" Es instructivo que la iglesia primitiva acuñara este
113

saludo especial para reflejar su esperanza cada hora, su anhelante expectativa y


su ardiente anticipación del Rapto. Sin duda, esta expectativa los motivó a buscar
la pureza personal, el servicio dedicado y el evangelismo. Piense en cómo
cambiaría la iglesia hoy si adoptáramos este saludo para nuestros hermanos y
hermanas en Cristo. Piense en cómo cambiarían nuestras vidas si este simple
saludo estuviera siempre en labios de un pueblo expectante. 114

Bendita Esperanza
El Rapto tiene como objetivo consolar y bendecir al pueblo del Señor. El Nuevo
Testamento lo presenta consistentemente como una esperanza segura que el
pueblo de Dios debe anticipar ansiosamente. En Juan 14:1-3, Jesús dice:
1 No se turbe vuestro corazón; creéis en Dios, creed también en mí. 2 En la casa de
mi Padre muchas moradas hay; si así no fuera, yo os lo hubiera dicho; voy, pues, a
preparar lugar para vosotros. 3 Y si me fuere y os preparare lugar, vendré otra vez,
y os tomaré a mí mismo, para que donde yo estoy, vosotros también estéis.

Tito 2:13 dice: "aguardando la esperanza bienaventurada y la manifestación


gloriosa de nuestro gran Dios y Salvador Jesucristo, ". Después de describir el
Rapto, Pablo concluye con este suave recordatorio: “Anímense unos a otros con
estas palabras” (1 Tesalonicenses 4:18). La esperanza del Rapto es un estímulo
para los corazones atribulados. Es una bendición y un consuelo para el pueblo
del Señor.
Piénsalo. Si Pablo les hubiera enseñado a los tesalonicenses el punto de vista
de la mitad de la Tribu o después de la Tribus, esperaríamos que los
tesalonicenses estuvieran llenos de gozo por sus seres queridos que habían
muerto y escapado de la Tribulación, o llenos de miedo y preocupación en
anticipación de perseverar. la Tribulación mismos. Estarían buscando
ansiosamente información detallada sobre la Tribulación y el Anticristo.
Para agregar a eso, si Paul hubiera creído en otra cosa que no fuera un Rapto
antes de la Tribu, ¿qué aliento podría haberles dado? ¿Sería realmente tan
reconfortante la verdad del Rapto? Si el pueblo de Dios tuviera que soportar 3 ½
años, 5 ½ años o los 7 años de la Tribulación antes de que Él venga, ¿cuánto
consuelo sería el Rapto? Como una vez escuché a alguien decir: "Esa sería la
maldita esperanza, no la bendita esperanza". ¿Podrías sinceramente
entusiasmarte con el Rapto si supieras que tienes que soportar un tiempo en la
tierra en el que se derraman los diecinueve juicios de Apocalipsis 6–16? Pero en
realidad, Pablo usa el Rapto para animar a los tesalonicenses a tener esperanza.
En cambio, en 1 Tesalonicenses 4:13-18, los tesalonicenses no están llenos de
regocijo ni temor ni preocupación. En realidad, están llenos de dolor y tristeza
por los que han muerto. Los creyentes están afligidos porque temen que sus
seres queridos se hayan perdido la Resurrección y el Rapto. Los tesalonicenses
no expresan temor ni preguntas molestas sobre el próximo Día del Señor o la
aparición del Anticristo. ¿Por qué? Buscaban a Cristo, no al Anticristo. El estado
de ánimo general en 1 Tesalonicenses 4 coincide con la posición pre-
tribulacionista a la perfección, pero es totalmente inconsistente con el
midtribulacionismo o el postribulacionismo. 115

¿Fue Pablo un Pre-Tribulacionista? El Rapto en 2


Tesalonicenses 2:1-3
DESPUÉS DE ESCRIBIR SU PRIMERA CARTA a los Tesalonicenses, Pablo tuvo
que escribirles otra carta dentro de unos meses: 2 Tesalonicenses.
Aparentemente, alguien que decía ser Pablo había escrito una carta falsa a la
iglesia de Tesalónica (2 Tesalonicenses 2:2). En esta epístola falsificada, el autor
les había dicho a los creyentes, que enfrentaban persecución y problemas, que
ya vivían durante el período de la Tribulación que Pablo había descrito en 1
Tesalonicenses 5.
Esta falsa carta confundió a los tesalonicenses. Paul respondió a su angustia.
“Queridos hermanos y hermanas, aclaremos algunas cosas sobre la venida de
nuestro Señor Jesucristo y cómo nos reuniremos para encontrarnos con él. No os
dejéis conmover ni alarmar tan fácilmente por aquellos que dicen que el día del
Señor ya ha comenzado” (2 Tesalonicenses 2:1-2).
Está claro, dada la declaración de Pablo, que los tesalonicenses esperaban ser
raptados antes de la Tribulación. ¿Por qué? Si los tesalonicenses creían que
tendrían que soportar la Tribulación antes de la venida de Cristo, ¿por qué
estaban tan molestos ante la perspectiva de que el Día del Señor ya había llegado?
Habrían estado encantados de ver cumplida la profecía, no trastornados y
conmovidos. La venida del Día del Señor habría significado que la profecía de
Pablo en 1 Tesalonicenses 5 se estaba cumpliendo. Los tesalonicenses habrían
anticipado pasar por la Tribulación.
Pero no respondieron con esperanza o entusiasmo. Su reacción fue la
contraria. Fueron "fácilmente conmovidos" y "alarmados". La carta falsa que
habían recibido contradecía lo que Pablo les había enseñado en 1 Tesalonicenses
4–5, es decir, que serían arrebatados antes de la Tribulación. Que les dijeran que
ya estaban en la Tribulación los sorprendió. Los sacudió hasta la médula. Se
enfrentaron a tres opciones inquietantes: o la profecía de Pablo en 1
Tesalonicenses era una mentira o habían malinterpretado totalmente lo que dijo
o que el Rapto ya había ocurrido y se habían quedado atrás.
La única implicación lógica de 2 Tesalonicenses 2:1-2 es que los tesalonicenses
creían que el Rapto ocurriría antes de la Tribulación. Tal punto de vista se habría
basado en la enseñanza anterior de Pablo en 1 Tesalonicenses. Más adelante en
2 Tesalonicenses 2:3-11, Pablo continúa mostrando a los creyentes que la
enseñanza de que ya estaban en el Día del Señor era una doctrina falsa y que no
tenían razón para temer.

Conclusión

En este capítulo, mi objetivo ha sido mostrar que el pretribulacionismo ofrece la


mejor interpretación de la profecía de las Escrituras sobre el fin de los tiempos.
Hemos examinado numerosos pasajes que describen muchos de los detalles
sobre el fin de los tiempos. Un Rapto antes de la Tribulación tiene el mejor
sentido de estos detalles.
En Apocalipsis 1-3, la iglesia (ekklesia) se menciona con frecuencia y se
representa en la tierra. Pero hay una transición en el capítulo 4. En Apocalipsis
4–18, la iglesia está representada por los veinticuatro ancianos alrededor del
trono de Dios en el cielo. Cuando la iglesia aparece en estos capítulos, siempre se
representa en el cielo, no en la tierra. Este cambio se explica mejor por un Rapto
antes de la Tribulación. En 1 Tesalonicenses 4:13–5:9, Pablo analiza el Rapto
primero y luego el Día del Señor. De este orden, podemos concluir que el Rapto
precede al Día del Señor. El pretribulacionismo explica este orden.
Primera de Tesalonicenses 1:10 promete que los creyentes serán librados de
la ira venidera. Además, el lenguaje de Pablo en 1 Tesalonicenses 5:1-6 excluye
específicamente a los creyentes del Día del Señor. No se incluye a sí mismo ni a
los creyentes. Por el contrario, justo antes de 1 Tesalonicenses 5, Pablo usa un
lenguaje inclusivo sobre el Rapto (1 Tesalonicenses 4:13-18). El
pretribulacionismo explica cada uno de estos detalles; un Rapto antes de la
Tribulación libera a los creyentes de la ira venidera y da sentido a los cambios
lingüísticos de Pablo.
Las Escrituras hablan de cuatro eventos que requieren algún tiempo entre el
Rapto y la Segunda Venida: el tribunal de Cristo, la preparación de la novia de
Cristo (Apocalipsis 19:7-10), los creyentes terrenales que viven en el reino
milenial (Isaías 65:20-25), y la separación de las ovejas de las cabras (Mateo
25:31-46). Para dar sentido a estos cuatro eventos, se necesita algún tipo de
brecha entre el Rapto y la Segunda Venida. Un Rapto antes de la Tribulación
proporciona esta brecha.
Antes de que el hombre de pecado pueda ser revelado y antes de que comience
la Tribulación, 2 Tesalonicenses 2:5-7 dice que se debe quitar el limitador. El
limitador, como vimos, es la influencia restrictiva del Espíritu a través de la
iglesia. Un Rapto antes de la Tribulación explica esta eliminación. La influencia
de la iglesia desaparece en un Rapto anterior a la Tribulación, y esto allana el
camino para que el hombre de pecado se levante y comience la Tribulación.

Numerosos pasajes de las Escrituras describen la venida del Señor como un


evento inminente (Filipenses 4:5; Santiago 5:7-9; Apocalipsis 3:11; 22:7, 12, 17,
20). Podría ocurrir en cualquier momento (1 Tesalonicenses 1:10). La Escritura
no menciona ninguna señal precedente que deba ocurrir antes del Rapto. La
posición anterior a Trib Rapture representa la inminencia, pero otros puntos de
vista no.
Segunda de Tesalonicenses revela que los creyentes estaban angustiados,
creyendo que el Día del Señor había comenzado (2 Tesalonicenses 2:2). Si Pablo
les hubiera enseñado que estarían en el Día del Señor, esto no les molestaría. Lo
habrían estado esperando. Pero su temor y preocupación muestran que creían
que serían arrebatados antes del Día del Señor. Claramente, los tesalonicenses,
enseñados por Pablo, creían en un Rapto antes de la Tribulación.
En 1 Tesalonicenses 4:18, Pablo vio el Rapto como un motivo de consuelo y
aliento. ¿Qué consuelo habría en el Rapto si sucediera en algún momento
después del comienzo de la Gran Tribulación? Esto simplemente no tiene
sentido. El Rapto es un estímulo solo si los creyentes se libran de las pruebas de
la Tribulación. Un punto de vista anterior a la tribulación explica este
pensamiento.
Hemos cubierto mucho terreno en este capítulo. Si bien hay otros argumentos
sólidos a favor del punto de vista anterior a la Tribu, creo que estos siete son los
más sólidos. Las Escrituras incluyen muchos detalles en la profecía, y con ellos
podemos tener una imagen más clara del futuro. En mi opinión, el
pretribulacionismo hace la imagen más coherente de los detalles proféticos que
tenemos.
CAPITULO 12

Una Breve Historia de la Visión del


Rapto Anterior a la Tribulación

UNA DE LAS OBJECIONES más comunes al punto de vista del Rapto antes de la
Tribulación es que no puede ser correcta porque no llegó a la escena hasta la
década de 1830 a través del ministerio y la enseñanza de un predicador de los
Hermanos Irlandeses llamado John Nelson Darby. El argumento es el siguiente:
si el Rapto fuera bíblico, habría aparecido antes en la historia de la iglesia. Hasta
hace poco, este argumento no tenía respuesta en gran medida, pero en los
últimos años se han descubierto varias declaraciones anteriores a 1830
anteriores al Rapto de la Tribu. Destacan tres principales.

Pseudo-Ephraem

La evidencia extrabíblica más temprana de la posición del Rapto antes de la


Tribulación apareció en el período medieval temprano en un sermón titulado
"Sobre los últimos tiempos, el Anticristo y el fin del mundo, o Sermón sobre el fin
del mundo". El sermón se atribuye a menudo a Ephraem el sirio, pero la mayoría
de los eruditos creen que fue producto de alguien conocido como Pseudo-
Ephraem. Este poderoso sermón fue escrito en algún momento entre los siglos
IV y VI. Con respecto al momento del Rapto, el sermón dice lo siguiente:

Por tanto, hermanos míos, debemos comprender a fondo lo que es


inminente o soresaliente. . . . ¿Por qué, pues, no rechazamos todo cuidado de
las acciones terrenales y nos preparamos para el encuentro del Señor
Jesucristo, para que él pueda sacarnos de la confusión que abruma a todo el
mundo? . . . Porque todos los santos y elegidos de Dios están reunidos antes
de la tribulación que ha de venir, y son llevados al Señor, para que no vean
en ningún momento la confusión que agobia al mundo a causa de nuestros
pecados. (cursiva agregada) 116

Según los eruditos de la profecía Thomas Ice y Timothy Demy, Pseudo-


Ephraem presenta claramente al menos tres características importantes que se
encuentran en el pretribulacionismo moderno:
(1) Hay dos venidas distintas: el regreso de Cristo para arrebatar a los
santos, seguido más tarde por la Segunda Venida de Cristo a la tierra, (2) un
intervalo definido entre las dos venidas, en este caso tres años y medio, y
(3) una declaración clara de que Cristo sacará a la iglesia del mundo antes
de la tribulación.
117

Según Thomas Ice, “Esta declaración evidencia una clara creencia de que todos
los cristianos escaparán de la Tribulación a través de una reunión al Señor y se
afirma al principio del sermón. ¿De qué otra manera se puede entender esto más
que como pretribulacional? La segunda venida posterior de Cristo a la tierra con
los santos se menciona al final del sermón ".
118

Pseudo-Ephraem es una declaración clara del Rapto pre-Tribolación, más de


mil años antes de JN Darby.

Hermano Dolcino
En 1260 d.C., Gerard Sagarello fundó un grupo conocido como los Hermanos
Apostólicos en el norte de Italia. En ese momento era contra la ley de la iglesia
formar un nuevo orden eclesiástico, por lo que los Hermanos Apostólicos fueron
sometidos a una persecución severa. En 1300, Gerard fue quemado en la hoguera
y un hombre llamado Hermano Dolcino asumió el liderazgo del movimiento. Bajo
su liderazgo, la orden creció y eventualmente se contabilizó por miles.
Evidentemente, la profecía de los últimos tiempos ocupaba un lugar importante
en el estudio y la enseñanza de los hermanos apostólicos.
El hermano Dolcino murió en 1307, y en 1316 un notario anónimo de la
diócesis de Vercelli en el norte de Italia escribió un breve tratado en latín que
exponía los hechos y creencias de los Hermanos Apostólicos. Este tratado se
tituló La historia del hermano Dolcino. En un momento del tratado aparece el
siguiente párrafo:

Nuevamente, [Dolcino creyó, predicó y enseñó] que dentro de esos tres años
el mismo Dolcino y sus seguidores predicarán la venida del Anticristo. Y que
el Anticristo venía a este mundo dentro de los límites de dichos tres años y
medio; y después de su llegada, que él [Dolcino] y sus seguidores serían
trasladados al Paraíso, en el que se encuentran Enoc y Elías. Y de esta
manera serán preservados ilesos de la persecución del Anticristo. Y que
entonces Enoc y Elías mismos descenderían a la tierra con el propósito de
predicar [contra] el Anticristo. Entonces serían asesinados por él o por sus
sirvientes, y este Anticristo reinaría por mucho tiempo. Pero cuando el
Anticristo esté muerto, el mismo Dolcino, que entonces sería el santo papa,
y sus seguidores preservados, descenderá a la tierra y predicará la fe
correcta de Cristo a todos, y convertirá a los que vivan entonces a la
verdadera fe de Jesucristo. 119

Varios puntos de esta notable declaración guardan una estrecha similitud con
el pretribulacionismo moderno:
 La palabra latina transferrentur, que significa "serían transferidos", es
la misma palabra utilizada por los cristianos medievales para
describir el rapto de Enoc al cielo.
 Los sujetos de este rapto serían el hermano Dolcino y sus seguidores.
Esta no era una teoría del rapto parcial, porque el hermano Dolcino
consideraba a los hermanos apostólicos como la verdadera iglesia en
contraste con la iglesia católica romana.
 El propósito del Rapto era preservar al pueblo de la persecución del
Anticristo.
 El texto presenta la "transferencia" de los creyentes al cielo y el
"descenso" de los creyentes del cielo como dos eventos separados.
 El texto también muestra que debe transcurrir un período de tiempo
bastante largo entre el rapto de los santos al cielo y el regreso de los
santos del cielo.120

Francis Gumerlock, un experto en el texto del Hermano Dolcino, cree


claramente que se trata de una declaración del Rapto anterior a la Tribulación.
Concluye:

Este párrafo de La historia del hermano Dolcino indica que en el norte de


Italia, a principios del siglo XIV, se predicaba una enseñanza muy similar al
pretribulacionismo moderno. Respondiendo a algunas condiciones políticas
y eclesiásticas muy angustiantes, Dolcino se involucró en especulaciones
detalladas sobre la escatología cristiana y creía que la venida del Anticristo
era inminente. También creía que el medio por el cual Dios protegería a su
pueblo de la persecución del Anticristo sería mediante el traslado de los
santos al paraíso. 121

Estos dos testigos antiguos son suficientes para demostrar que la perspectiva
anterior a la Tribulación no es una invención reciente, pero hay uno más que no
debe pasarse por alto.
Morgan Edwards

Morgan Edwards (1722-1795) fue un bautista que fundó la Universidad de


Brown. Edwards creía en un Rapto distinto tres años y medio antes del comienzo
del Milenio. Edwards escribió por primera vez sobre sus creencias anteriores a
la tribulación en 1742 y luego las publicó en 1788. Enseñó lo siguiente sobre el
Rapto:

La distancia entre la primera y la segunda resurrección será algo más de mil


años. Digo, algo más, porque los santos muertos resucitarán y los vivos
cambiarán con la “aparición de Cristo en el aire” (I Ts. IV. 17); y esto será
aproximadamente tres años y medio antes del milenio, como veremos más
adelante: pero ¿permanecerán él y ellos en el aire todo ese tiempo? No:
subirán al paraíso, oa alguna de esas tantas “mansiones en la casa del padre”
(Juan xiv: 2), y desaparecerán durante el período de tiempo antes
mencionado. El diseño de este retiro y desaparición será juzgar a los santos
resucitados y cambiados; porque “ahora ha llegado el momento en que debe
comenzar el juicio”, y eso será “en la casa de Dios” (1 P. IV. 17).
122

Note que Edwards hace tres puntos esenciales consistentes con el punto de
vista pretribulacionista: (1) Él claramente separa el Rapto de la Segunda Venida
por tres años y medio. (2) Él usa versículos modernos del Rapto anteriores a la
Tribulación para describir el Rapto y apoyar su punto de vista (ver Juan 14:2 y 1
Tesalonicenses 4:17). (3) Creía que el tribunal de Cristo (recompensa) para los
creyentes ocurrirá en el cielo mientras la Tribulación se desata en la tierra.
La única diferencia notable entre el pretribulacionismo moderno y la creencia
de Edwards es el intervalo de tiempo de tres años y medio, en lugar de siete,
entre el Rapto y la Segunda Venida. Esto, sin embargo, no significa que Edwards
fuera un midtribulacionista, ya que aparentemente creía que la Tribulación duró
solo tres años y medio.123

Otros Promotores pre-Tribulacionales


Además de los tres testigos principales anteriores a 1830, hay varias otras
fuentes importantes que apoyan el Rapto anterior a la Tribu. En 1674, Thomas
Collier rechazó el punto de vista del Rapto pretribulacional, lo que demuestra
que existía. John Asgill escribió un libro en 1700 "sobre la posibilidad de
traducción (es decir, el rapto) sin ver la muerte".
124

Paul Benware resume algunos de los otros ejemplos más notables que
comenzaron en el siglo XVII.
Peter Jurieu en su libro Approaching Deliverance of the Church (1687)
enseñó que Cristo vendría en el aire para arrebatar a los santos y regresar
al cielo antes de la batalla de Armagedón. Habló de un Rapto secreto antes
de Su venida en gloria y juicio en Armagedón. El comentario de Philip
Doddridge sobre el Nuevo Testamento (1783) y el comentario de John Gill
sobre el Nuevo Testamento (1748) usan el término rapto y hablan de él
como inminente. Está claro que estos hombres creían que esta venida
precederá al descenso de Cristo a la tierra y al tiempo del juicio. El propósito
era preservar a los creyentes del tiempo del juicio. James Macknight (1763)
y Thomas Scott (1792) enseñaron que los justos serán llevados al cielo,
donde estarán seguros hasta que termine el tiempo del juicio. 125

Conclusión
La idea de que el Rapto anterior a la Tribulación es un invento reciente y que
nadie lo enseñó antes de 1830 es un argumento de “hombre de paja” usado en
exceso. Como puede ver, este argumento simplemente no es históricamente
exacto. Una persona puede optar por rechazar la posición anterior a la
Tribulación, pero ningún rechazo de este punto de vista debe basarse en este
argumento defectuoso.
CAPITULO 13

Declaraciones Falsas sobre el Origen del Rapto


Anterior a la Tribulación

AL VER LOS ÚLTIMOS DECENIOS, numerosas teorías de conspiración sobre el


origen de pretribulacionismo han surgido, afirmando que John Nelson Darby
tiene su punto de vista de sus contemporáneos. “Los oponentes evangélicos del
126

pretribulacionismo a menudo proponen teorías que ponen a Darby en una mala


luz. Por ejemplo, algunos dicen que Darby tomó la idea de Edward Irving (1792–
1834), mientras que otros dicen que se originó a partir de la declaración
profética de Margaret Macdonald (1815–1840), una escocesa de quince años. Se
entiende que ambas fuentes están contaminadas ya que Irving fue considerado
exocéntrico y herético y se cree que la expresión profética de Macdonald es
demoníaca ". ¿Hay alguna evidencia de que Darby desarrolló su punto de vista
127

a partir de estas fuentes, o surgió de su propio estudio de las Escrituras?


Examinemos estas dos teorías de la conspiración sobre el origen del Rapto. 128

Margaret Macdonald
La más común de estas teorías es que el pretribulacionismo fue inventado por
una niña de quince años llamada Margaret Macdonald de Port Glasgow, Escocia.
La historia es que en abril de 1830 Margaret Macdonald pronunció un discurso
profético que ha sido fuente de mucha especulación. Algunos alegan que contiene
una declaración anterior a Trib Rapture que más tarde influyó en el propio
pensamiento de Darby. Hay varias razones sólidas por las que esto no puede ser
cierto.
Primero, es dudoso que la “profecía” de Margaret Macdonald contenga
elementos relacionados con el Rapto anterior a la Tribu. Una simple lectura de
129

su declaración lo aclara. La declaración es bastante complicada, pero si Margaret


dice algo sobre el Rapto, parece describir algo más parecido al Rapto parcial o
incluso al postribulacionismo en lugar de la idea anterior a la Tribu.
130

En segundo lugar, nadie ha demostrado nunca a partir de hechos históricos


reales que Darby fue influenciado por la "profecía" de Macdonald, incluso si
contenía elementos pre-tribales. Ha habido mucha especulación y conjeturas
131

sobre esto, pero ninguna prueba real de algún vínculo entre Macdonald y Darby.
En tercer lugar, Darby claramente se aferró a una forma temprana del Rapto
anterior a la Tribu en enero de 1827. Esto es tres años completos antes de la
profecía de Macdonald en 1830. Según RA Huebner, John Nelson Darby primero
comenzó a creer en el Rapto anterior a la Tribu y para desarrollar su perspectiva
dispensacional mientras se recuperaba de un accidente de equitación durante
diciembre de 1826 y enero de 1827. Si la afirmación de Huebner es cierta, y
132

todas las pruebas apuntan en esa dirección, entonces todas las teorías de la
conspiración caen al suelo. La opinión de Darby sería anterior a cualquiera que
supuestamente pudiera haber influido en su pensamiento, socavando la
credibilidad de todas las teorías de la influencia externa. La comprensión de
Darby del Rapto anterior a la Tribu se desarrolló, como sostuvo, a partir de sus
pensamientos personales del estudio de las Escrituras. Jonathan David Burnham
concluye:

Por ejemplo, no hay pruebas de que Darby "tomó" sus puntos de vista de
una "profecía" de Margaret Macdonald después de regresar de visitar
Escocia. De hecho, su supuesta profecía estaba más en línea con la noción de
un rapto parcial, o incluso post tribulacionismo. 133

Los pensamientos pre-tribales y dispensacionales de Darby, dice Huebner, se


desarrollaron a partir de los siguientes factores: (1) “Él vio en Isaías 32 que
vendría una dispensación diferente. . . que Israel y la Iglesia eran distintos ". (2)
134

“Durante su convalecencia, JND aprendió que debía esperar diariamente el


regreso de su Señor”. (3) “En 1827 JND entendió la caída de la iglesia. . . 'la ruina
135

de la Iglesia' ". (4) Darby también estaba comenzando a ver un intervalo de


136

tiempo entre el Rapto y la Segunda Venida en 1827. (5) Darby dijo en 1857 que
137

comenzó a comprender las cosas relacionadas con el Rapto anterior a la Tribu


"hace treinta años". "Con ese punto de referencia fijo, el 31 de enero de 1827",
dice Huebner, podemos ver que Darby "ya había entendido las verdades sobre
las que depende el rapto anterior a la tribulación". Al leer el primer ensayo
138

publicado de Darby sobre la profecía bíblica (1829), queda claro que Darby creía
que el Rapto era el enfoque y la esperanza de la iglesia. 139

¿Qué Dicen los Eruditos?


Los eruditos que han examinado cuidadosamente la evidencia con respecto a
varias teorías del “origen del Rapto” no aceptan las teorías como históricamente
válidas. Los únicos que han aceptado estas teorías son aquellos que ya se oponen
al Rapto anterior a la Tribu. Una mirada a varios eruditos e historiadores revela
que piensan, en diversos grados, que estas teorías de la conspiración del Rapto
no tienen mérito. El historiador Timothy P. Weber dice esto sobre el Rapto
anterior a la Tribu:
El rapto previo a la tribulación fue una buena solución a un problema
espinoso y los historiadores todavía están tratando de determinar cómo o
dónde lo consiguió Darby. . . . Un punto de vista más nuevo, aunque todavía
no totalmente convincente, sostiene que la doctrina apareció inicialmente
en una visión profética de Margaret Macdonald. . . . Posiblemente, tengamos
que conformarnos con la propia explicación de Darby. Afirmó que la
doctrina prácticamente saltó de las páginas de las Escrituras una vez que
aceptó y mantuvo consistentemente la distinción entre Israel y la iglesia. 140

El postribulacionista William E. Bell afirma:

Sin embargo, parece justo, en ausencia de testigos presenciales que


resuelvan el argumento de manera concluyente, que el beneficio de la duda
deba otorgarse a Darby. . . . Esta conclusión se ve reforzada en gran medida
por la afirmación del propio Darby de haber llegado a la doctrina a través de
su estudio de II Tesalonicenses 2:1-2. 141

El renombrado erudito del Nuevo Testamento FF Bruce, que no estaba de


acuerdo con el pretribulacionismo, dice lo siguiente acerca de Darby y su punto
de vista anterior al Rapto:

¿Dónde lo consiguió [Darby]? La respuesta del revisor sería que estaba en


el aire en las décadas de 1820 y 1830 entre los estudiantes ansiosos de
profecías incumplidas. . . . Es poco probable que Darby dependa
directamente de Margaret Macdonald. 142

Edward Irving
Otra afirmación falsa sobre el origen del Rapto anterior a la Tribu es que Darby
le robó la idea a un hombre llamado Edward Irving (1792-1834) y sus
seguidores, conocidos como los Irvingitas, y luego la reclamó como su propio
descubrimiento. Un examen más detenido de las enseñanzas de Irving revela
143

que este no fue el caso.


La escatología irvingita consideró a toda la edad de la iglesia como la
Tribulación. El punto principal era que Babilonia (falso cristianismo) estaba a
punto de ser destruida y luego ocurriría la Segunda Venida. Irving también
enseñó que la Segunda Venida era sinónimo del Rapto. Él creía que los santos
144

raptados permanecerían en el cielo hasta que la tierra fuera renovada por el


fuego. Luego regresarían a la tierra. En contraste con el punto de vista de Darby,
Irving no enseñó un Rapto separado, seguido de la Tribulación, que culminó con
la Segunda Venida.
Columba Graham Flegg señala,

Darby introdujo el concepto de un rapto secreto que tendría lugar en


"cualquier momento", una creencia que posteriormente se convirtió en uno
de los principales sellos de la escatología de los Hermanos. También enseñó
que la Iglesia "verdadera" era invisible y espiritual. . . . Por lo tanto, hubo
diferencias muy significativas entre las dos escatologías, y los intentos de
ver cualquier influencia directa de una sobre la otra parece poco probable
que tengan éxito; tenían varias raíces comunes, pero son mucho más
notables por sus puntos de desacuerdo. Varios escritores han intentado
rastrear la teoría del rapto secreto de Darby hasta una declaración profética
asociada con Irving, pero sus argumentos no resisten críticas serias. 145

Otros eruditos que han investigado los puntos de vista irvingitas de la profecía
bíblica están de acuerdo con la conclusión informada de Flegg de que los
irvingitas nunca se aferraron al pretribulacionismo. Ernest R. Sandeen declara:

Esta parece ser una acusación infundada y perniciosa. Ni Irving ni ningún


miembro del grupo de Albury defendieron ninguna doctrina que se
pareciera al rapto secreto. . . . Dado que la clara intención de esta acusación
es desacreditar la doctrina atribuyendo su origen al fanatismo en lugar de a
las Escrituras, parece haber pocos motivos para darle crédito. 146

La evaluación de John Walvoord probablemente se acerque a la verdad:

Cualquier estudiante cuidadoso de Darby pronto descubre que no obtuvo


sus puntos de vista escatológicos de los hombres, sino más bien de su
doctrina de la iglesia como el cuerpo de Cristo, un concepto que nadie afirma
se reveló sobrenaturalmente a Irving o Macdonald. Indudablemente, los
puntos de vista de Darby se formaron gradualmente, pero se basaron
teológica y bíblicamente en lugar de derivarse del grupo prepentecostal de
Irving.147

Conclusión

Parece claro que John Nelson Darby desarrolló su visión del Rapto anterior a la
Tribu a partir de su propio estudio y no de Edward Irving, Margaret Macdonald
o cualquier otra fuente. Darby, como todos nosotros, fue producto de su época.
El pensamiento premilenial estaba floreciendo en el Trinity College de Dublín
cuando asistió, al igual que un método de interpretación más literal, que sin duda
influyó en él. Aun así, es muy dudoso que Edward Irving o Margaret Macdonald
se mantuvieran en una posición anterior a Trib Rapture, y mucho menos que
Darby fue influenciado directamente por ellos o que robó y se apropió de su
punto de vista como propio.
Sin embargo, incluso si se pudiera demostrar que Darby fue influenciado de
alguna manera por otros, esto no refuta el punto de vista anterior a la Tribu. La
posición anterior a la Tribu no depende de John Nelson Darby. No fue el creador
del cargo. En última instancia, como cualquier otro tema de interpretación
bíblica, la pregunta final es, ¿qué enseña la Biblia? Tim LaHaye resume bien el
tema:

John Darby obtuvo sus puntos de vista principalmente de su estudio de la


Palabra de Dios, la inspiración del Espíritu Santo y la influencia de los
literalistas bíblicos premilenialistas emergentes, que se estaban moviendo
de la escuela histórica de interpretación de la profecía a la posición futurista.
Pero incluso si no lo hizo, eso no cambia nada. La posición anterior a la Tribu
está respaldada por las Escrituras. ¡Seguro que es suficiente! 148
CAPITULO 14

Preguntas Sobre el Rapto

P TIPO ENTE tienen todas de las preguntas relacionadas con los acontecimientos que
rodearon el rapto. Si bien no tenemos espacio para responderlas todas, aquí hay
tres preguntas que escucho con más frecuencia sobre el Rapto.

Si todos los creyentes son arrebatados antes de la


Tribulación, ¿quiénes son los creyentes en la Tierra
durante la Tribulación?
He argumentado que Jesús regresará para raptar a Su pueblo antes de que
comience la Tribulación. Esta es la primera fase de la segunda venida de Cristo.
Al final de la Tribulación, ocurrirá la segunda fase. Jesús regresará del cielo a la
tierra en su gloriosa segunda venida. Así es como lo describe Mateo 24:31: “Él
enviará a sus ángeles con una GRAN TROMPETA y ELLOS JUNTARÁN a sus escogidos de
los cuatro vientos, de un extremo al otro del cielo”. Esto plantea una pregunta
muy importante. Si Jesús rapta a todos los creyentes antes de que comience la
Tribulación, ¿quiénes son estos creyentes ("Sus elegidos") que todavía están en
la tierra durante la Tribulación? ¿Se olvidó Jesús de algunos creyentes? ¿Algunos
creyentes se quedan atrás por alguna razón?

Los pretribulacionistas, como yo, sostienen que estos “elegidos” en Mateo 24


son creyentes judíos que serán salvos después del Rapto durante el período de
la Tribulación. A estas personas a menudo se les llama "creyentes de la
tribulación" o "santos de la tribulación". En Apocalipsis 7 se distinguen dos
grupos de creyentes de la Tribulación: 144.000 creyentes judíos (doce mil de
cada una de las doce tribus de Israel; 7:1-8), y una innumerable compañía de
gentiles que serán martirizados por su fe (7:9-14). (Los postribulacionistas dicen
que estos "elegidos" son la iglesia en la tierra que ha sobrevivido a la
Tribulación).
Pero si todos estos judíos y gentiles van a llegar a la fe en Cristo durante la
Tribulación y todos los creyentes son removidos, ¿cómo escucharán el evangelio
los que quedan atrás? La Biblia no nos dice específicamente, pero podemos
imaginar lo que sucederá. He escuchado a muchos decir a lo largo de los años que
puede ser que cada uno de los 144.000 judíos tenga una “experiencia personal
en el Camino a Damasco” como la tuvo Pablo. Cualquiera que sea el caso, sabemos
que serán salvados y Dios los usará poderosamente para difundir el mensaje del
evangelio por todo el mundo.
Sin duda, millones de personas buscarán frenéticamente respuestas en la
secuela del Rapto. El Rapto será un evento impresionante. La gente de toda la
tierra desaparecerá en el aire. Sorprenderá al mundo más allá de lo que
imaginamos. El Rapto en sí mismo puede ser la mayor herramienta de
evangelización en la historia de la humanidad. Las iglesias pueden estar
desbordadas a medida que las personas en todas partes intentan encontrarle
sentido a lo que sucedió. Sin duda, muchos acudirán a la Biblia en busca de
respuestas, escucharán sermones grabados, verán DVD cristianos o leerán libros
cristianos, especialmente aquellos sobre los últimos tiempos (tal vez incluso este
libro). Ciertamente, muchos creerán en Cristo recordando la verdad del
evangelio que alguien se tomó el tiempo para compartir con ellos antes del
Rapto. La perspectiva de esto debería motivarnos a compartir el evangelio donde
y cuando podamos. Nunca sabemos cuándo Dios puede usar el poder de Su
evangelio para dar vida a las personas.

No sabemos con certeza qué medios usará Dios para salvar a las personas
durante la Tribulación. Pero sucederá. Jesús dijo que durante la Tribulación,
“este evangelio del reino será predicado en todo el mundo para testimonio a
todas las naciones, y entonces vendrá el fin” (Mateo 24:14). Que Dios nos ayude
a hacer fielmente todo lo que podamos para difundir Su mensaje mientras aún
hay tiempo.

Si los Creyentes son Arrebatados al Cielo antes de la


Tribulación, ¿Por Qué la Biblia nos dice Tanto sobre la
Tribulación de los Siete Años?
La Biblia contiene mucha información muy específica acerca de la Tribulación de
siete años (más sobre esto en las partes 6-9). Los largos pasajes del Antiguo
Testamento describen vívidamente el tiempo venidero del cataclismo mundial.
Apocalipsis dedica catorce capítulos a este período de siete años. Pero esto
plantea una pregunta muy importante que he escuchado muchas veces: si los
creyentes serán arrebatados antes de la Tribulación, ¿por qué Dios nos da tanta
información al respecto? ¿Por qué advertiría el Señor a los creyentes con tanto
detalle sobre lo que está por venir si no estaremos aquí?
Hay al menos tres razones clave por las que Dios nos dio esta información y
por qué deberíamos tomarnos el tiempo para aprender sobre los eventos clave
y los actores de la Tribulación.
Primero, Apocalipsis es como un examen final en teología. Desde Génesis hasta
Judas, el Señor revela grandes verdades sobre sí mismo, el hombre, la creación,
el pecado, la Palabra de Dios, la salvación, la iglesia, los ángeles, Satanás y los
demonios, y el fin de los tiempos. En Apocalipsis 6–18, y en otros lugares, Dios
presenta las condiciones en la tierra durante la Tribulación.
La Tribulación destaca muchas verdades teológicas importantes. Sobre todo,
la Tribulación culmina todo lo que los primeros sesenta y cinco libros de la Biblia
nos enseñan acerca de Dios, Satanás y la naturaleza del hombre. Nos enseña que
el hombre es totalmente depravado, fácil de engañar y desobediente.
Aprendemos que Dios controla soberanamente la historia, cumple sus promesas
y cumple la profecía. También descubrimos que Dios es santo y que derrama su
ira contra el pecado, pero también que es infinitamente misericordioso y salvará
a millones de personas incluso en la hora más oscura de la historia (Apocalipsis
7:9-14).

La Tribulación también descubre a Satanás. Thomas Ice y Timothy Demy


señalan: “Satanás está desenmascarado y vemos sus intenciones y propósitos
finales. Tal comprensión de su plan, si se aplica correctamente, puede ayudar al
creyente hoy en día en la guerra espiritual. Por ejemplo, notamos que durante la
tribulación, Satanás usa la religión de una manera falsa y engañosa. Esto es una
advertencia para nosotros hoy ". Estudiar la Tribulación nos da una valiosa
149

perspectiva para vivir hoy.


En segundo lugar, la Tribulación es una luz roja intermitente sobre las
consecuencias del pecado. John MacArthur enfatiza este punto:

Algunos han preguntado por qué el Señor advertía a la gente durante los
tiempos del Nuevo Testamento como lo hace en este mensaje, cuando sabía
que nunca vivirían para experimentar estas terribles señales. De hecho, ¿por
qué incluir esto en el relato del Evangelio, donde ha sido una advertencia
para la iglesia en cada generación? Pero se podría hacer una pregunta
similar acerca de la profecía de Isaías y sus advertencias sobre el cautiverio
en Babilonia (Isaías 39:6-7), que no ocurrió hasta que toda la gente de la
generación de Isaías murió. El mensaje se da para ser una advertencia para
todos sobre las consecuencias del pecado, y será una advertencia específica
para aquellos que realmente experimentarán el terrible juicio. 150

En tercer lugar, aunque los creyentes no experimentarán la Tribulación, al


Señor le encanta tener a Su propio pueblo en Su confianza y decirnos lo que está
por venir. Recuerde Génesis 18. Dios vino a Abraham y le dijo que iba a destruir
las malvadas ciudades de Sodoma y Gomorra. Esta revelación no tuvo un impacto
inmediato en Abraham. No vivía en estas ciudades. No estaría allí cuando cayera
el juicio de Dios. Pero Dios se lo contó a Abraham de todos modos porque
Abraham era el amigo de Dios (2 Crónicas 20: 7; Santiago 2:23). El Señor le dijo
a Abraham: “¿Ocultaré a Abraham lo que estoy a punto de hacer, ya que
ciertamente Abraham llegará a ser una nación grande y poderosa, y en él serán
benditas todas las naciones de la tierra? Porque yo lo elegí” (Génesis 18:17-19).
Esta revelación llevó a Abraham a suplicar la misericordia de Dios y la salvación
de la gente en estas ciudades.

De manera similar, aunque los creyentes no estarán aquí durante la


Tribulación, Dios amablemente nos ha confiado en Su confianza y nos ha
mostrado lo que hará en la tierra durante los últimos días oscuros de esta era.
Jesús dijo que nosotros también somos sus amigos (Lucas 12:4; Juan 15:14-15).
Y como Abraham, habiendo recibido la revelación de lo que está por venir,
debemos sentirnos impulsados a orar por aquellos que todavía están bajo la ira
de Dios. Qué privilegio es conocer la mente de Dios y Su programa profético para
los últimos siete años de esta era presente.

Tres Visiones de lo que les Sucede a los Bebés y Niños


Pequeños durante el Rapto 151

Los padres preguntan con frecuencia qué pasará en el Rapto con los bebés y los
niños pequeños si son demasiado pequeños para entender lo que significa
confiar en Cristo para la salvación. Primero, no hay un pasaje bíblico específico
que aborde este tema. Sin embargo, hay tres puntos de vista principales sobre
este tema.
Punto de Vista #. ° 1: No se Incluirán Niños en el Rapto
Aquellos que sostienen este punto de vista enfatizan que el Rapto es solo para
los creyentes y que si una persona no ha creído personalmente en Cristo, no es
elegible para el Rapto. Señalarían que en el Diluvio y la conquista de Canaán por
parte de Israel, los niños pequeños no fueron excluidos del juicio.
Punto de Vista # 2: Todos los Bebés y Niños Pequeños Serán Arrebatados al
Cielo Antes de la Tribulación
Los partidarios de este punto de vista señalan la fuerte implicación de las
Escrituras de que los niños que mueren tienen un lugar en el cielo. Varios pasajes
de la Biblia parecen apoyar esta posición: 2 Samuel 12:20-23; Mateo 19:13-15;
Marcos 10:13-16. Debido a que estos pasajes sugieren que todos los niños
pequeños o bebés que nunca han puesto una fe salvadora en Cristo van al cielo
si mueren, muchos argumentan que también irán al cielo en el Rapto. Esta es la
vista presentada en la serie Left Behind. Todos los niños menores de doce años
son arrebatados, independientemente de la condición espiritual de sus padres.
Estoy de acuerdo en que los bebés y niños pequeños que mueren van al cielo
para estar con Cristo, pero no creo que esto necesariamente signifique que
participarán en el Rapto. Estos son dos temas diferentes.

Punto de Vista # 3: Los Bebés y los Niños Pequeños de los Creyentes Serán
Arrebatados al Cielo Antes de la Tribulación
El tercer punto de vista media entre los puntos de vista 1 y 2. Si bien se debe
evitar el dogmatismo sobre este tema, creo que este es el mejor punto de vista
por dos razones. Primero, Pablo nos recuerda en 1 Corintios 7:14 que en una
familia con un padre creyente, los hijos son apartados para él. Es inconcebible
para mí que el Señor arrebataría a los padres creyentes al cielo y dejaría a sus
hijos indefensos solos en el mundo durante el período de la Tribulación.
En segundo lugar, creo que hay un precedente bíblico para este punto de vista.
Cuando el Señor inundó la tierra durante los días de Noé, el mundo entero fue
destruido, incluidos hombres, mujeres y niños incrédulos. Pero Dios liberó a Noé,
su esposa, sus tres hijos y sus esposas. Asimismo, cuando Dios destruyó Sodoma
y Gomorra, destruyó a todos los habitantes de las ciudades, incluidos los hijos de
los incrédulos. Los únicos que escaparon fueron Lot y sus dos hijas. Además, en
Egipto, en la primera Pascua, la sangre del cordero en el dintel de la puerta
protegía los hogares de los creyentes, incluidos sus hijos pequeños. En cada uno
de estos casos, los hijos de los creyentes fueron liberados del juicio, mientras que
los incrédulos y sus hijos no.
Los tres hijos de Noé y las hijas de Lot no eran bebés o niños pequeños y
probablemente eran creyentes ellos mismos, pero creo que estos incidentes
proporcionan un precedente bíblico del hecho de que, cuando Dios envía un
juicio cataclísmico, rescata tanto al creyente como a los hijos del creyente, pero
permite a los incrédulos y sus hijos para enfrentar el juicio.
Creo que durante la Tribulación, los hijos pequeños de los incrédulos tendrán
la oportunidad de creer en Cristo al llegar a la mayoría de edad durante el
período de la Tribulación. Aquellos que mueran durante la Tribulación antes de
tener la edad suficiente para entender las afirmaciones del evangelio serán
llevados al cielo para estar con Cristo.
Finalmente, independientemente del punto de vista que uno tenga, el único
hecho en el que todos podemos descansar es que Dios es un Dios de amor,
compasión, misericordia y justicia. Todo lo que haga cuando ocurra el Rapto será
sabio, justo y equitativo. Dios ama a nuestros hijos más que nosotros. De hecho,
son "preciosos a sus ojos".
CAPITULO 15

El Significado del Rapto para la Vida Cotidiana


I T ha fascinado siempre a mí que cada llave pasaje del Nuevo Testamento sobre el
rapto contiene una aplicación práctica estrechamente asociada a ella. El mensaje
es muy claro: anticiparnos al Rapto debería cambiar la forma en que vivimos.
Según la Biblia, la comprensión del Rapto debería tener al menos seis influencias
que cambian vidas en nuestro corazón. 152

1. El Rapto tiene una Influencia Transformadora en la


Búsqueda de Corazones
Nadie sabe cuánto tiempo le queda en esta tierra, ni personal ni proféticamente.
Personalmente, todos somos dolorosamente conscientes de nuestra mortalidad.
No tenemos ninguna garantía de que veremos mañana. Proféticamente, Cristo
podría venir en cualquier momento para llevar a Su novia, la iglesia, al cielo, y
todos los incrédulos quedarán atrás para soportar el período de la Tribulación.
Con la brevedad de la vida en mente, la pregunta más importante que debe
enfrentar todo lector es si él o ella tiene una relación personal con Jesucristo
como Salvador. La salvación por medio de Jesucristo es un mensaje que contiene
buenas y malas noticias.

La mala noticia es que la Biblia declara que todas las personas, incluidos usted
y yo, somos pecadores y, por lo tanto, están separados del Dios santo del universo
(Isaías 59:2; Romanos 3:23). Dios es santo y no puede simplemente pasar por
alto el pecado. Se debe hacer un pago justo por la deuda. Pero estamos
espiritualmente en bancarrota y no tenemos recursos dentro de nosotros para
pagar la enorme deuda que tenemos.
La Buena Nueva, o evangelio, es que Jesucristo ha venido y ha satisfecho
nuestra deuda por el pecado. Él cargó con nuestro juicio y pagó el precio por
nuestros pecados. Murió en la cruz por nuestros pecados y resucitó al tercer día
para completar la obra de salvación. Colosenses 2:14 dice que Dios “canceló el
certificado de deuda consistente en decretos contra nosotros, que nos era hostil;
y lo quitó de en medio, clavándolo en la cruz”. Primera de Pedro 3:18 dice:
“Porque también Cristo padeció una sola vez por los pecados, el justo por los
injustos, para llevarnos a Dios,”.
La salvación que Cristo logró se nos ofrece a todos mediante la fe en Jesucristo.
La salvación del pecado es un regalo gratuito que Dios ofrece a las personas
pecadoras que merecen juicio. ¿No recibirás el regalo hoy? Coloque su fe y
confianza en Cristo, y solo en Él, para su salvación eterna (Hechos 16:31). Ahora
que conoce la verdad del Rapto y que aquellos que no confían en Cristo serán
dejados atrás para soportar la Tribulación, ¿no responderá a la invitación antes
de que sea demasiado tarde? Acepta a Cristo personalmente llamándolo para que
te salve de tus pecados. ¡Asegúrate de estar listo para Rapture!

2. El Rapto tiene Una Influencia Cariñosa en los


Corazones que Ganan Almas

Ningún creyente puede estudiar la profecía bíblica sin ser atrapado por el
asombroso poder y la ira de Dios. Una simple lectura de Apocalipsis 6–18 nos
recuerda lo que le espera a esta tierra después del Rapto. La Escritura también
describe los horrores eternos que aguardan a quienes mueren sin confiar en
Cristo. La Biblia nos pone cara a cara con lo que está en juego para aquellos que
no conocen a Cristo como su Salvador. Segunda de Corintios 5:20 nos recuerda
nuestro llamado durante esta era presente: “Por tanto, somos embajadores de
Cristo, como si Dios hiciera un llamamiento a través de nosotros; te suplicamos
en nombre de Cristo, reconciliaos con Dios”. Aquellos que ya han respondido al
mensaje de la gracia y el perdón de Dios a través de Cristo, conocen el futuro del
mundo, y nosotros somos los embajadores de Cristo, representándolo a Él y a Su
corazón en un mundo que perece. Debemos preocuparnos profundamente por
aquellos que todavía están perdidos, dar voluntariamente nuestros recursos
materiales para ayudar a difundir el mensaje del evangelio y pedirle al Señor con
regularidad oportunidades y valentía para compartir las Buenas Nuevas de
Cristo. Una comprensión clara del Rapto debería ejercer una fuerte influencia en
cada creyente para que se preocupe por los perdidos antes de que acabe el
tiempo.

3. El Rapto tiene una Influencia Limpiadora sobre los


Corazones en Pecado
Cuando la gente se acercaba a Donald Gray Barnhouse, el pastor de la Décima
Iglesia Presbiteriana en Filadelfia, y le hacía una pregunta sobre la profecía, él les
preguntaba si conocían 1 Juan 3:2-3. Si decían que no, entonces les decía que lo
buscaran y lo leyeran antes de responder a su pregunta. Barnhouse quería
asegurarse de que aquellos interesados en la venida del Señor vivieran a la luz
de ella.
2 Amados, ahora somos hijos de Dios, y aún no se ha manifestado lo que hemos
de ser; pero sabemos que cuando él se manifieste, seremos semejantes a él,
porque le veremos tal como él es. 3 Y todo aquel que tiene esta esperanza en él,
se purifica a sí mismo, así como él es puro.
1 JUAN 3:2-3

Una comprensión adecuada del Rapto debería producir una vida de santidad
y pureza. Centrar la mente y el corazón en la venida de Cristo puede motivar
poderosamente nuestros esfuerzos por vivir una vida pura. Note la certeza: "Y
todo el que tiene esta esperanza puesta en él, se purifica a sí mismo, así como él
es puro". Aquí hay una receta perfecta para vivir una vida de santidad,
enfocándose en el Rapto. ¿Cómo podemos quedarnos cautivados por el Rapto y
vivir una vida impura al mismo tiempo? Primera de Juan 3: 3 dice que no puede
suceder. Fijar nuestra esperanza en Cristo y su venida es una esperanza
purificadora.

En 2011, Harold Camping estableció dos fechas diferentes para el Rapto. Por
supuesto, se equivocó en ambas ocasiones. Siempre me gusta decir que cuando
alguien fija una fecha para el Rapto, puedes estar seguro de que ese no es el día.
Todo establecimiento de fechas es tonto e inútil (Mateo 24:36; Lucas 21:8). Sin
embargo, estoy seguro de que las imprudentes acciones de Camping hicieron que
algunas personas reexaminaran sus vidas por si acaso tenía razón.
Debemos vivir como si Jesús pudiera venir en cualquier momento, y si esto se
vuelve real para nosotros, transformará nuestras vidas. La Biblia declara que
debemos estar siempre esperando la venida de Cristo, no solo cuando alguien
establece una fecha arbitraria. “Viva con sensatez, rectitud y piedad en la era
presente, esperando la esperanza bienaventurada y la manifestación de la gloria
de nuestro gran Dios y Salvador Jesucristo” (Tito 2:12-13).
La profecía y la pureza se mencionan juntas en Romanos 13:11-14:

Esto es aún más urgente, porque sabes lo tarde que es; el tiempo se acaba.
Despierta, porque nuestra salvación está más cerca ahora que cuando
creímos. La noche casi se ha ido; pronto llegará el día de la salvación. Así que
quita tus obras oscuras como ropa sucia, y ponte la brillante armadura de
una vida recta. Debido a que pertenecemos al día, debemos vivir una vida
decente para que todos la vean. No participe en la oscuridad de las fiestas
salvajes y la borrachera, ni en la promiscuidad sexual y la vida inmoral, ni
en las riñas y los celos. En cambio, vístase con la presencia del Señor
Jesucristo. Y no se permita pensar en formas de satisfacer sus malos deseos.
Segunda de Pedro 3:10-14 también presenta el efecto práctico y purificador
de la profecía.

10 Pero el día del Señor vendrá como ladrón en la noche; en el cual los cielos
pasarán con grande estruendo, y los elementos ardiendo serán deshechos, y la
tierra y las obras que en ella hay serán quemadas. 11 Puesto que todas estas cosas
han de ser deshechas, ¡cómo no debéis vosotros andar en santa y piadosa manera
de vivir, 12 esperando y apresurándoos para la venida del día de Dios, en el cual los
cielos, encendiéndose, serán deshechos, y los elementos, siendo quemados, se
fundirán! 13 Pero nosotros esperamos, según sus promesas, cielos nuevos y tierra
nueva, en los cuales mora la justicia. 14 Por lo cual, oh amados, estando en espera
de estas cosas, procurad con diligencia ser hallados por él sin mancha e
irreprensibles, en paz.
Cuando alguien dice que estudiar la profecía bíblica no es práctico o es
irrelevante para la vida cotidiana, revela que no entiende lo que dice la Biblia
sobre el impacto personal de la profecía. En una sociedad inmoral y pecadora
como la nuestra, ¿qué podría ser más importante y realista que la pureza
personal? Mucha gente considera que la profecía no tiene un impacto real en la
vida cotidiana. Vivir una vida piadosa es la esencia de caminar con Cristo. ¿Qué
podría ser más práctico?

4. El Rapto tiene una Influencia Tranquilizadora en la


Agitación de Corazones
Otro efecto práctico del Rapto es que nos calma cuando nuestro corazón está
turbado y agitado. En Juan 14:1-3 Jesús dice: “1 No se turbe vuestro corazón; creéis
en Dios, creed también en mí. 2 En la casa de mi Padre muchas moradas hay; si así
no fuera, yo os lo hubiera dicho; voy, pues, a preparar lugar para vosotros.
3 Y si me fuere y os preparare lugar, vendré otra vez, y os tomaré a mí mismo, para
que donde yo estoy, vosotros también estéis.”.
La palabra turbado significa "ser agitado, perturbado, perturbado o
confundido". Hay muchas cosas en nuestro mundo de hoy que nos perturban y
perturban: decadencia moral, crimen, incertidumbre económica, terrorismo,
miedo a las pandemias, malestar social y otros. A estos problemas se suman las
pruebas y dificultades personales que todos enfrentamos en nuestra vida diaria.
El problema es el denominador común de toda la humanidad (Job 5:7). A
menudo, estos problemas y dificultades pueden dejarnos angustiados, distraídos
y perturbados. Uno de los grandes consuelos en tiempos como estos es recordar
que nuestro Señor algún día regresará para llevarnos a estar con Él.
En Juan 14:1-3, Jesús enfatiza tres cosas que pueden calmar nuestros
corazones atribulados: una persona, un lugar y una promesa. La persona es
nuestro Señor, el lugar es la ciudad celestial (la nueva Jerusalén), y la promesa es
que vendrá otra vez para llevarnos a estar con Él para siempre.

5. El Rapto tiene una Influencia Reconfortante en los


Corazones Afligidos
Toda persona ha enfrentado o enfrentará el dolor de perder a un amigo cercano
o ser querido en la muerte. Cuando la muerte golpea, los tópicos piadosos hacen
poco para brindar un consuelo duradero a amigos y familiares. El único consuelo
real y duradero es la esperanza de que volvamos a ver a esa persona en el cielo.
La Palabra de Dios nos dice con certeza que no debemos entristecernos como
personas que no tienen esperanza porque nos reuniremos con nuestros seres
queridos y amigos salvos en el Rapto.

13 Tampoco queremos, hermanos, que ignoréis acerca de los que duermen,


para que no os entristezcáis como los otros que no tienen esperanza.
14 Porque si creemos que Jesús murió y resucitó, así también traerá Dios con
Jesús a los que durmieron en él. 15 Por lo cual os decimos esto en palabra del
Señor: que nosotros que vivimos, que habremos quedado hasta la venida del
Señor, no precederemos a los que durmieron. 16 Porque el Señor mismo con
voz de mando, con voz de arcángel, y con trompeta de Dios, descenderá del
cielo; y los muertos en Cristo resucitarán primero. 17 Luego nosotros los que
vivimos, los que hayamos quedado, seremos arrebatados juntamente con ellos
en las nubes para recibir al Señor en el aire, y así estaremos siempre con el
Señor.18 Por tanto, alentaos los unos a los otros con estas palabras.
1 TESALONICENSES 4:13-18
El Rapto y la Resurrección deberían transformar la forma en que vemos la
muerte. La muerte ha perdido su aguijón. Dios ha prometido que la muerte
finalmente será abolida y que reinará la vida. El dolor sigue siendo apropiado
cuando nuestros amigos o seres queridos mueren. Jesús lloró en la tumba de
Lázaro (Juan 11:35). Los amigos de Esteban lloraron en voz alta por su cuerpo
golpeado (Hechos 8: 2). Extrañamos a nuestros seres queridos cuando mueren.
Como Tennyson expresó tan bellamente, "Oh, por el toque de una mano
desaparecida / Y el sonido de una voz que está quieta". Sin embargo, la Biblia
declara que nuestro llanto no es el llanto de la desesperación. Hay un profundo
consuelo, esperanza y consuelo para nuestros corazones afligidos en la verdad
de la Palabra de Dios sobre el futuro de Sus hijos.

6. El Rapto tiene una Influencia Controladora en el


Servicio de los Corazones
Hoy en día, muchos son inestables e inestables en la obra cristiana. Vacilan
constantemente. El conocimiento de la venida de Cristo y de los acontecimientos
futuros debería solucionar el problema de la inestabilidad y la inconsistencia en
la labor cristiana. En 1 Corintios 15:58, después de presentar la verdad del Rapto
y la Resurrección, Pablo concluye con una fuerte amonestación: “Por tanto, mis
amados hermanos, estad firmes e inamovibles, siempre abundando en la obra
del Señor, sabiendo que vuestra labor no es en vano en el Señor”. Pablo está
diciendo, ya que sabes que Cristo algún día vendrá a recibirte a sí mismo, no dejes
que nada te conmueva, y sé fuerte y firme en tu servicio cristiano. Darnos cuenta
de que Cristo podría regresar en cualquier momento nos llena de energía y
entusiasmo por servir al Señor. Las dos primeras preguntas que hizo Saulo, quien
más tarde se convirtió en Pablo, cuando vio al Cristo glorificado en el camino a
Damasco, fueron: "¿Quién eres, Señor?" y "¿Qué debo hacer, Señor?" (Hechos 22:
8, 10. Muchos cristianos profesantes hoy en día nunca han pasado de la primera
pregunta. ¡Muchos creyentes en Cristo están espiritualmente desempleados!
Si el Rapto es una realidad para nosotros, nos motivará a trabajar fielmente
para nuestro Señor. El Señor tiene la intención de que nuestro conocimiento de
la profecía bíblica se traduzca en un servicio devoto para quienes nos rodean
mientras esperamos Su regreso. El principio de la Biblia es claro: los camareros
son trabajadores. Cuando Cristo venga, debemos “vestirnos para el servicio y
mantener [nuestras] lámparas encendidas” (Lucas 12:35).
Warren Wiersbe cuenta la historia de cuando era un joven que predicaba en
los últimos días con todos los eventos de la profecía claramente establecidos y
perfectamente planeados. Al final del servicio, un señor mayor se le acercó y le
susurró al oído: "Solía planear el regreso del Señor hasta el último detalle, pero
hace años pasé del comité de planificación al comité de bienvenida".
Ciertamente queremos estudiar la profecía bíblica y conocer el plan de Dios
para el futuro. De eso se trata este libro. Pero debemos tener cuidado de no
quedarnos demasiado atrapados en la planificación y olvidarnos de la
bienvenida. ¿Estás en el comité de bienvenida para la venida del Señor? ¿Vives
cada día para complacer al Maestro? Que Dios ayude a nuestro conocimiento del
Rapto a transformar nuestras vidas mientras esperamos ansiosamente la venida
de nuestro Salvador.
PARTE 4
El Tribunal de Cristo

Hay una historia sobre un entrenador de baloncesto frustrado, Cotton


Fitzsimmons, que tuvo una idea para motivar a su equipo. Antes del juego les
dio un discurso que se centró en la palabra fingir. “Caballeros, cuando salgan
esta noche, en lugar de recordar que estamos en el último lugar, finjan que
estamos en el primer lugar; en lugar de estar en una racha perdedora, finge
que estamos en una racha ganadora; en lugar de ser un juego normal, ¡finge
que es un juego de desempate! " Con eso, el equipo entró a la cancha de
baloncesto y fue derrotado por los Boston Celtics. El entrenador Fitzsimmons
estaba molesto por la derrota. Pero uno de los jugadores le dio una palmada
en la espalda y le dijo: “¡Anímate, entrenador! ¡Finge que ganamos! "
Muchos de nosotros parecemos estar ganando en la carrera de la vida, pero
tal vez todo sea "fingir". De pie ante Cristo, pronto veremos la diferencia entre
una victoria real y una ilusión. Veremos lo que hizo falta para ganar y lo que
hizo falta para perder. Descubriremos que estábamos jugando para siempre.

ERWIN W. LUTZER, su recompensa eterna 153


CAPITULO 16

De Pie Ante el Bema

EL PROGRAMA PROFÉTICO para la iglesia comenzará con el rapto. El próximo evento


importante para la iglesia será el tribunal de Cristo en el cielo. En el tribunal,
todos los creyentes de la era de la iglesia, el tiempo entre el Día de Pentecostés y
el Rapto, aparecerán individualmente ante Dios para recibir recompensas o
pérdida de recompensas basadas en su vida, servicio y ministerio para el Señor.
Este será el primero de siete grandes juicios futuros que ocurrirán.

Los Juicios Futuros


1. El Tribunal de Cristo (2 Corintios 5:10)
Los creyentes de la era de la iglesia aparecerán ante el tribunal de Cristo
en el cielo para recibir recompensa.
2. Creyentes del Antiguo Testamento (Daniel 12:1-3)
Todos los creyentes del Antiguo Testamento serán resucitados y
recompensados después de la Segunda Venida.
3. Creyentes de la Tribulación (Apocalipsis 20:4-6)
Aquellos que confían en Cristo durante la Tribulación y son martirizados
serán resucitados y recompensados al final de la Tribulación.
4. Judíos viviendo en la Segunda Venida (Ezequiel 20:34-38)
Todos los judíos que sobrevivan a la Tribulación serán juzgados
inmediatamente después de la Segunda Venida. Los salvos entrarán en
el reino milenial y los perdidos serán purificados.
5. Gentiles que viven en la Segunda Venida (Mateo 25:31-46)
Todos los gentiles que sobrevivan a la Tribulación serán juzgados
inmediatamente después de la Segunda Venida cuando Cristo se siente
en Su glorioso trono. Esto a menudo se conoce como el juicio de las
"ovejas y cabras". Los justos entrarán en el reino milenial y los injustos
serán arrojados al infierno.
6. Satanás y los Ángeles Caídos (Apocalipsis 20:10)
El juicio final de Satanás y los ángeles caídos (demonios) tendrá lugar
después del reino milenial (Mateo 25:41; 2 Pedro 2:4; Judas 6).
7. El Gran Trono Blanco (Apocalipsis 20:11-15)
El juicio de personas injustas ocurrirá al final del Milenio. Serán juzgados
según sus obras y arrojados al lago de fuego.

La Biblia es clara en que Dios no es solo un juez, sino también un


galardonador. Dios juzgará y recompensará a los creyentes de la era de la iglesia
154

en el “tribunal de Cristo” (2 Corintios 5:10).

Romanos 13:12 nos recuerda que “La noche está avanzada, y se acerca el día.
Desechemos, pues, las obras de las tinieblas, y vistámonos las armas de la luz. ”.
Nadie puede negar que el tiempo se acelera. Se acerca el tiempo de la venida del
Señor y nuestro juicio final ante Él. El juicio de Dios es uno de los pensamientos
más aleccionadores de la vida. Al gran estadista estadounidense Daniel Webster
se le preguntó una vez sobre el pensamiento más grande que jamás se le haya
ocurrido. Él respondió: “El pensamiento más importante que jamás ha ocupado
mi mente es 'mi responsabilidad ante Dios'”. Lo que se apoderó de Webster fue
el conocimiento de que un día se presentaría ante Dios. Hace años leí una cita del
teólogo escocés James Denney, quien dijo: "¿No es algo solemne estar al final de
la vida?" Dado que cada persona enfrentará ese día, el día en que estaremos ante
nuestro Señor y le rendiremos cuentas de nuestras vidas, nos corresponde a
nosotros prepararnos para ello, y parte de la preparación es comprender lo que
dice la Biblia acerca de ese evento futuro conocido como el tribunal de Cristo.
Para ayudarnos a desentrañar su significado, el tribunal de Cristo será
considerado bajo siete títulos principales: el período (cuándo), el lugar (dónde),
los participantes (quién), el propósito (por qué), los principios (cómo), las
imágenes (qué) y la preparación (alistarse).

El Período del Juicio


El tribunal de Cristo ocurrirá en el cielo inmediatamente después de que la
iglesia sea arrebatada al cielo. Primera de Corintios 4:5 coloca este juicio justo
después de la venida del Señor en el Rapto: “Así que, no juzguéis nada antes de
tiempo, hasta que venga el Señor, el cual aclarará también lo oculto de las tinieblas,
y manifestará las intenciones de los corazones; y entonces cada uno recibirá su
alabanza de Dios.”. El tribunal será la primera orden del día después del Rapto.

El Lugar del Juicio


Dado que el tribunal tiene lugar después del Rapto, tiene sentido que tenga lugar
en el cielo en el tribunal de Cristo. Segunda de Corintios 5:10 dice: “Porque es
necesario que todos nosotros comparezcamos ante el tribunal de Cristo, para que
cada uno reciba según lo que haya hecho mientras estaba en el cuerpo, sea bueno o
sea malo.”. En la antigüedad, una bema —la palabra griega para asiento de
juicio— se refería a un escalón o plataforma elevada, muy parecido al banco de
un juez en una sala de audiencias moderna. Una bema se estableció con tres
propósitos principales en los tiempos del Nuevo Testamento.

En primer lugar, el bema era un tribunal de justicia al que acudían las personas
para que se repararan sus agravios. Algunos judíos llevaron a Pablo ante el
tribunal de Galión en el mercado de Corinto (Hechos 18:12). En segundo lugar,
el tribunal también era un lugar en un campamento militar donde el comandante
administraba la disciplina y se dirigía a las tropas. En tercer lugar, el tribunal fue
el estrado en los juegos atléticos desde donde se hicieron cumplir las reglas y se
distribuyeron las recompensas. Esta tercera imagen parece ser el telón de fondo
principal del tribunal de Cristo en las Escrituras. El bema es el lugar donde Cristo
recompensará a los que terminaron la carrera y obedecieron las reglas, y negará
la recompensa a los infieles. Se llama el tribunal "de Cristo" porque Jesús será el
juez. Juan 5:22 dice: “Porque el Padre a nadie juzga, sino que todo el juicio dio al
Hijo,”.

Los Participantes del Juicio


El tribunal de Cristo es solo para creyentes y el tribunal no es opcional. En 2
Corintios 5:10, Pablo dice que “todos debemos comparecer ante Cristo para ser
juzgados” (énfasis agregado), y el contexto indica claramente que él se incluye a
sí mismo ya otros creyentes. La palabra nosotros se refiere a los creyentes en
Cristo, y para no perderla, Pablo incluye la palabra todos. Ningún creyente está
exento. Cada persona que lea estas palabras aparecerá en uno de dos grandes
juicios; hay otros juicios posteriores, y hablaremos de ellos, pero estos dos juicios
son relevantes para los lectores de hoy. Los creyentes aparecerán en el tribunal
para ser recompensados. Los incrédulos aparecerán más tarde en el Juicio del
Gran Trono Blanco para ser condenados (Apocalipsis 20:11-15).

El Propósito del Juicio


Para comprender el propósito de este juicio, es importante saber qué no es. El
propósito del tribunal de Cristo no es determinar si las personas entrarán al cielo
o al infierno o castigar el pecado. Esta cuestión fundamental se decide cuando
una persona cree en Jesucristo como su Salvador del pecado. La Palabra de Dios
es clara en que sus hijos nunca serán juzgados por sus pecados (Juan 5:24;
Romanos 8:1). Nuestra salvación se basa totalmente en la persona y obra de
Cristo en nuestro lugar.
Si el propósito del tribunal no es determinar si vamos al cielo, ¿cuál es su
propósito? El asunto en el tribunal no es la salvación, sino las recompensas. La
salvación se basa totalmente en la obra de Cristo por nosotros (Efesios 2: 8-9).
Las recompensas se basan en nuestras obras para Cristo después de que
confiamos en él. El propósito del tribunal de Cristo es doble: revisar y
recompensar.
Revisión
Primero, el Señor revisará nuestras vidas como creyentes (Romanos 14: 10-12).
En el tribunal, Dios evaluará las acciones de los creyentes después de que hayan
llegado a la fe en Cristo. Solo después de la conversión se puede verdaderamente
servir a Dios con los motivos adecuados. Veamos dos pasajes clave que hablan
del juicio de Dios sobre los creyentes.
Porque es necesario que todos nosotros comparezcamos ante el tribunal de
Cristo, para que cada uno reciba según lo que haya hecho mientras estaba en
el cuerpo, sea bueno o sea malo.
2 CORINTIOS 5:10
la obra de cada uno se hará manifiesta; porque el día la declarará, pues por el
fuego será revelada; y la obra de cada uno cuál sea, el fuego la probará.
1 CORINTIOS 3:13

Segunda de Corintios 5:10 dice que todo creyente debe enfrentar el juicio
"según lo que haya hecho, sea bueno o malo". Pero, ¿qué quiere decir Pablo con
"bueno o malo"? ¿Cuáles son estos trabajos "malos"? La palabra malo es la
palabra griega phaulos, que se refiere a "malo" en el sentido de inútil o de calidad
inferior, no en el sentido de maldad. Son lo que podríamos llamar malas buenas
obras. ¿Qué hace que estas cosas sean malas o inútiles? Se hicieron con el motivo
equivocado (1 Corintios 4:5; Hebreos 4:13). Son cosas buenas en sí mismas, pero
hechas por razones egoístas. Tales motivos no son dignos de recompensa, a pesar
del bien que resulta de ellos. (Probablemente sean paralelos a la "madera, heno
o paja" en 1 Corintios 3:12.)

Dios sabe no solo lo que hacemos, sino por qué lo hacemos. Examinar nuestros
motivos es el aspecto más minucioso de Su evaluación. En 2 Corintios 5:10, la
palabra aparecer significa "manifestarse, revelarse, darse a conocer". En el
tribunal, la conducta, el servicio y los motivos de cada creyente se volverán del
revés y aparecerán como eran. A menudo podemos engañar a otras personas
sobre nuestro servicio y nuestros motivos, y pueden pensar que estamos
haciendo grandes cosas para Dios. Pero no podemos engañar a Dios, y Su
recompensa se basará en la evaluación correcta de nuestras acciones, palabras y
actitudes.

1 Guardaos de hacer vuestra justicia delante de los hombres, para ser vistos de
ellos; de otra manera no tendréis recompensa de vuestro Padre que está en los
cielos.
2 Cuando, pues, des limosna, no hagas tocar trompeta delante de ti, como
hacen los hipócritas en las sinagogas y en las calles, para ser alabados por los
hombres; de cierto os digo que ya tienen su recompensa completa .

5 Y cuando ores, no seas como los hipócritas; porque ellos aman el orar en pie
en las sinagogas y en las esquinas de las calles, para ser vistos de los hombres;
de cierto os digo que ya tienen su recompensa completa.

16 Cuando ayunéis, no seáis austeros, como los hipócritas; porque ellos


demudan sus rostros para mostrar a los hombres que ayunan; de cierto os digo
que ya tienen su recompensa completa.
MATEO 6:1-2, 5, 16 NVI

"Recompensa completa" es la traducción de una palabra griega que significa


"que se le pague en su totalidad, para recibir un recibo por el pago completo".
Jesús, tres veces, está diciendo que, si servimos a Dios para recibir elogios y
notoriedad de los demás, será mejor que disfrutemos de los elogios que
recibamos, porque eso es todo lo que obtendremos. Muchos de los que creemos
que recibirán una gran recompensa pueden marcharse con muy poco, y aquellos
de quienes estamos seguros que recibirán casi nada pueden ser los más
recompensados entre nosotros. Recuerde las palabras de Jesús en Mateo 20:16:
"Así, los primeros serán postreros, y los postreros, primeros; porque muchos son
llamados, mas pocos escogidos.". Jesús juzga nuestros motivos. Lo ve todo.

Un grupo de niños estaba alineado en la cafetería de una escuela primaria


católica para almorzar. En la cabecera de la mesa había una gran pila de
manzanas. Una monja publicó una nota en la bandeja de las manzanas: “Toma
solo una. Recuerde, Dios está mirando”. Avanzando a lo largo de la fila del
almuerzo, en el otro extremo de la mesa había una gran pila de galletas con
chispas de chocolate. Un niño había escrito una nota: “Toma todo lo que quieras.
Dios está mirando las manzanas ". La verdad es que Dios está mirando las
manzanas y las galletas. Dios sabe todo. Su ojo omnisciente no solo nos ve; Él ve
a través de nosotros. El primer propósito del juicio Bema es revisar la vida de los
creyentes.

Recompensa
Podrías estar pensando, dado que ese es el caso, probablemente no obtendré nada
entonces. Seguramente me alejaré del Bema con las manos vacías. Probablemente
todos nos sintamos así. Sé que en mi mejor momento no puedo pensar en nada
de lo que hago sin algo de mi propio orgullo y ego en ello. No hago nada con
motivos 100% puros a menos que sea algo que hago tan rápido que no tengo
tiempo para pensar en ello. Cualquier recompensa que reciba se debe
exclusivamente a la gracia de Dios. Pero las Escrituras nos dan esperanza y
seguridad de que nuestro Señor en Su gracia nos recompensará.
Este es el segundo propósito del tribunal de Cristo: recompensar. Jim Elliot, el
misionero martirizado, dijo una vez: "No es tonto el que da lo que no puede
conservar para ganar lo que no puede perder". Aquellos que hayan servido
fielmente al Señor y derramado su vida por Él obtendrán una recompensa eterna
que nunca podrán perder.
Amo las palabras de 1 Corintios 4:5: “Así que, no juzguéis nada antes de tiempo,
hasta que venga el Señor, el cual aclarará también lo oculto de las tinieblas, y
manifestará las intenciones de los corazones; y entonces cada uno recibirá su
alabanza de Dios.”. El Señor encontrará algo en la vida de cada creyente para
alabar y recompensar. Detente y piensa en eso por un momento. El Señor de los
siglos, el creador del universo, el pastor de las estrellas, alabará a todo aquel que
ha confiado en Cristo.
Si bien muchas áreas de servicio, conducta y ministerio indudablemente
traerán recompensa, el Nuevo Testamento se enfoca en cinco recompensas
específicas, a veces llamadas coronas, que los fieles recibirán en el tribunal. Estas
coronas representan los tipos de conducta y servicio que el Señor recompensará.
1. LA CORONA INCORRUPTIBLE (1 CORINTIOS 9:24-27)
La recompensa para aquellos que practican constantemente la autodisciplina y
el autocontrol es la corona que no se desvanecerá.
2. LA CORONA DE LA JUSTICIA (2 TIMOTEO 4:8)
La corona de justicia es la recompensa para aquellos que esperan ansiosamente
la venida del Señor y viven una vida justa en vista de este hecho.
3. LA CORONA DE LA VIDA (SANTIAGO 1:12; APOCALIPSIS 2:10)
La corona del que sufre se da a aquellos que fielmente soportan y perseveran
bajo las pruebas y pruebas de la vida.
4. LA CORONA DEL GOZO (1 TESALONICENSES 2:19)
La corona del ganador de almas se otorga a aquellos que ganan personas para
Cristo.
5. LA CORONA DE GLORIA (1 PEDRO 5:1-4)
La corona de pastor se entregará a los pastores, ancianos y líderes de la iglesia
que con amor, gracia y fidelidad pastorean y supervisan al pueblo de Dios.
¿Qué haremos con estas coronas? ¿Los usaremos por las calles de oro para
lucirlos? ¿Los compararemos con la cantidad de coronas que tienen otros? La
Biblia es clara en que los redimidos, habiendo sido recompensados por el Señor,
inmediatamente le darán toda la gloria y el honor por sus recompensas. Los
redimidos se postrarán y adorarán al Señor, “10 los veinticuatro ancianos se
postran delante del que está sentado en el trono, y adoran al que vive por los siglos
de los siglos, y echan sus coronas delante del trono, diciendo:
11 Señor, digno eres de recibir la gloria y la honra y el poder; porque tú creaste
todas las cosas, y por tu voluntad existen y fueron creadas.” (Apocalipsis 4:10-11).
Las coronas de los redimidos serán arrojadas a los pies del Redentor en humilde
gratitud al único que es digno de gloria, poder y honor.

Además de estas coronas, parece que hay otras dos recompensas principales
que recibirán los fieles. El primero es una mayor responsabilidad y autoridad en
el Reino venidero. Esta era presente es tiempo de entrenamiento para el tiempo
reinante. Los creyentes ocuparán varias posiciones de autoridad en el Reino de
Dios según lo bien que vivamos nuestras vidas aquí en la tierra (Lucas 19: 13-
26). La segunda recompensa puede ser una mayor capacidad y habilidad para
reflejar la gloria del Señor. Daniel 12:3 dice: " Los entendidos resplandecerán
como el resplandor del firmamento; y los que enseñan la justicia a la multitud,
como las estrellas a perpetua eternidad. ". Una vez escuché a un predicador
comparar al pueblo de Dios en gloria con bombillas de diferentes potencias en
un candelabro. Algunos brillarán quince vatios, unos cuarenta vatios, algunos
setenta y cinco y otros cien.
Cualesquiera que sean nuestras recompensas específicas, el propósito del
tribunal es este: la persona que eres hoy determinará las recompensas que
recibirás mañana. Tu vida aquí y la mía aquí impactarán nuestras vidas para
siempre en la eternidad.

Los Principios del Juicio


¿Cómo serán juzgados los creyentes cuando se presenten ante el Señor algún día?
La Biblia identifica cinco principios básicos por los cuales Cristo juzgará nuestras
vidas.155
1. Los creyentes serán juzgados con justicia
El juicio del Señor dará cuenta de cuánto tiempo lo hemos estado siguiendo, así
como de las oportunidades y habilidades que nos ha dado. La parábola de los
obreros de la viña enseña que aquellos que ingresan al servicio del Señor más
tarde en la vida pueden recibir la misma recompensa que los obreros “todos los
días” (Mateo 20:1-16). La duración del servicio no determina el grado de
recompensa. Jesús, el juez justo, no cometerá errores. Sus recompensas se
basarán en lo que hicimos con las oportunidades, los recursos y el tiempo que
tuvimos para servirle, por grandes o pequeños que fueran.
2. Los creyentes serán juzgados minuciosamente
Como ya se ha señalado, el Señor literalmente nos pondrá del revés en el tribunal.
Todo motivo, pensamiento y acción ocultos serán expuestos (1 Corintios 4:5).
Nada escapará a la mirada escrutadora del Salvador (Hebreos 4:13).
3. Los creyentes serán juzgados de manera imparcial
Dios no muestra favoritismo (Romanos 2:11; Colosenses 3:25). En todo caso,
Dios tiene un estándar más estricto para aquellos que enseñan la Palabra de Dios
y dirigen al pueblo del Señor. Se les exigirá un mayor grado de responsabilidad
(Hebreos 13:17). Santiago 3:1 dice: "Hermanos míos, no os hagáis maestros
muchos de vosotros, sabiendo que recibiremos mayor condenación.". Una vez
escuché a alguien decir: “Si estás en la fila en el tribunal y ves una fila con un
grupo de predicadores, entra en otra fila. Irá más rápido ". Es verdad. Aquellos
que enseñan la Palabra de Dios tendrán un estándar más alto y serán juzgados
tanto por la exactitud de lo que se enseñó como por si lo vivieron o no en sus
vidas (Mateo 5:19).
4. Los Creyentes serán Juzgados Individualmente
Cada creyente estará solo ante el Señor. Observe cómo Pablo pasa del plural al
singular en estos pasajes: “10 Pero tú, ¿por qué juzgas a tu hermano? O tú también,
¿por qué menosprecias a tu hermano? Porque todos compareceremos ante el
tribunal de Cristo. . . . 12 De manera que cada uno de nosotros dará a Dios cuenta
de sí.” (Romanos 14:10, 12). “Porque es necesario que todos nosotros
comparezcamos ante el tribunal de Cristo, para que cada uno reciba según lo que
haya hecho mientras estaba en el cuerpo, sea bueno o sea malo.” (2 Corintios 5:10).
Cada uno de nosotros tendrá que cantar en solitario ante el Señor.
Erwin Lutzer captura algo del drama de nuestro día del juicio: “Imagínese
mirando el rostro de Cristo. ¡Solo ustedes dos, uno a uno! Tu vida entera está
presente ante ti. En un instante ves lo que Él ve. No esconderse. No hay
oportunidad de darle un mejor giro a lo que hiciste. Ningún abogado que lo
represente. La mirada en Sus ojos lo dice todo. Nos guste o no, ahí es
precisamente donde tú y yo estaremos algún día ". 156

5. Los Creyentes serán Juzgados con Bondad


El hecho de que recibamos recompensas o alabanzas es un testimonio de la
gracia de Dios. Jesús es un juez bondadoso y lleno de gracia que nos
recompensará a todos mucho más de lo que jamás podríamos imaginar (Mateo
20:13-15).

Las Imágenes del juicio


El Nuevo Testamento usa tres imágenes para ayudarnos a comprender lo que
Dios juzgará en el bema: un edificio, un administrador y un atleta.

Un Edificio
La imagen del edificio nos muestra que los materiales que usamos son
importantes.
Primera de Corintios 3:10-15 dice:
10 Conforme a la gracia de Dios que me ha sido dada, yo como perito arquitecto
puse el fundamento, y otro edifica encima; pero cada uno mire cómo sobreedifica.
11 Porque nadie puede poner otro fundamento que el que está puesto, el cual es
Jesucristo. 12 Y si sobre este fundamento alguno edificare oro, plata, piedras
preciosas, madera, heno, hojarasca, 13 la obra de cada uno se hará manifiesta;
porque el día la declarará, pues por el fuego será revelada; y la obra de cada uno
cuál sea, el fuego la probará. 14 Si permaneciere la obra de alguno que sobreedificó,
recibirá recompensa. 15 Si la obra de alguno se quemare, él sufrirá pérdida, si bien
él mismo será salvo, aunque así como por fuego.
En este pasaje, Pablo se refiere específicamente a sí mismo y a los líderes de la
iglesia en Corinto. Pablo había puesto el fundamento mientras estaba en Corinto
enseñando la Palabra de Dios durante dieciocho meses (Hechos 18:11). Cuando
se fue, dejó ese trabajo a otros. La idea central de este pasaje es cómo edificamos
la iglesia del Señor. ¿Qué tipo de materiales debemos utilizar? Debemos
asegurarnos de que estamos construyendo iglesias con materiales espirituales
preciosos que permanecerán para siempre. Si bien este pasaje está dirigido a los
líderes de la iglesia, estos principios ciertamente pueden aplicarse a la vida de
una persona individual. Nosotros también estamos edificando nuestras vidas
cada día y Dios nos hará responsables de cómo las hemos construido.
Observe que los cimientos del edificio y la superestructura se distinguen
claramente entre sí. La base es la Roca Sólida, Jesucristo. Él es el único
fundamento seguro sobre el que se puede construir una vida (Mateo 7:24-27).
Nuestra salvación descansa únicamente sobre el fundamento. Sin embargo, la
superestructura que construimos sobre esa base determina nuestra
recompensa. Hay una base, pero muchas superestructuras. Y cada uno de
nosotros seleccionamos los materiales para construir nuestras vidas. Podemos
seleccionar nuestros materiales de dos categorías básicas: (1) sin valor /
temporal y (2) valioso / duradero. Los materiales sin valor se denominan
"madera, heno, paja", mientras que los materiales valiosos son "oro, plata,
piedras preciosas".
En la iglesia donde pastoreo, cuando hemos ampliado el edificio de nuestra
iglesia, el paso final siempre ha sido una inspección de la ciudad. El trabajo del
inspector es asegurarse de que se hayan seguido todos los códigos, que se hayan
utilizado los materiales adecuados y que el edificio se haya construido
correctamente. La Palabra de Dios dice que algún día el inspector de edificios
vendrá a inspeccionar nuestras vidas. ¿Qué tipo de edificio estás construyendo?
¿Está construyendo su vida con materiales que mantendrán su valor cuando
llegue el momento de las pruebas?
Un Mayordomo
La segunda imagen es de un administrador y nos muestra que Dios está
buscando fidelidad (1 Corintios 4:1-2). Dios es dueño de todo lo que tenemos.
Somos simplemente mayordomos, administradores o cuidadores de los dones y
propiedades del Señor mientras Él está fuera.
En el tribunal, el Señor evaluará cómo usamos el tiempo, el tesoro y los
talentos que nos confió (Mateo 25:14-30). Las recompensas no se basarán en
cuánto dinero o talento poseemos o cuánto tiempo servimos, sino en cuán fieles
fuimos con lo que se nos dio. El problema del administrador es la fidelidad a su
amo. Dios evaluará nuestra fidelidad, no nuestro "éxito". Para Dios, el éxito es
fidelidad. Aquellos que han sido administradores fieles algún día recibirán el
elogio del maestro: “Bien, buen siervo y fiel” (Mateo 25:21).
Un Atleta
La tercera foto es de un atleta. Nos muestra que la disciplina y el enfoque son
importantes. Este cuadro se desarrolla en 1 Corintios 9:24-27.

24 ¿No sabéis que los que corren en el estadio, todos a la verdad corren, pero uno
solo se lleva el premio? Corred de tal manera que lo obtengáis. 25 Todo aquel que
lucha, de todo se abstiene; ellos, a la verdad, para recibir una corona corruptible,
pero nosotros, una incorruptible. 26 Así que, yo de esta manera corro, no como a la
ventura; de esta manera peleo, no como quien golpea el aire, 27 sino que golpeo mi
cuerpo, y lo pongo en servidumbre, no sea que habiendo sido heraldo para otros, yo
mismo venga a ser eliminado.

El punto principal de Paul es muy simple: el mismo compromiso y dedicación


que hacen a un atleta ganador, hará a un cristiano ganador. Los deportistas están
dispuestos a someterse al sufrimiento y las exigencias de un riguroso
entrenamiento para conseguir una corona de hojas corruptible (o un trofeo de
plástico, metal o madera). ¡Cuánto más deberían estar dispuestos los cristianos
a sacrificarse por una recompensa incorruptible en el cielo! Imagínense si el
pueblo de Dios dedicara el mismo tiempo, esfuerzo y recursos a nuestra vida
cristiana que nosotros a nuestros deportes. La gente está dispuesta a invertir
cientos de horas y miles de dólares para mejorar su revés de tenis o su juego de
golf. ¿Qué pasaría si estuviéramos dispuestos a dedicar la misma cantidad de
tiempo y recursos a nuestra carrera espiritual?
Debemos vivir nuestras vidas con propósito, dedicación, dominio propio y
disciplina, dando el máximo esfuerzo mientras perseguimos diligentemente el
premio (Filipenses 3:12-14). Incluso el apóstol Pablo se entrenó sabiendo que él
también podría ser descalificado de la recompensa si vivía una vida
indisciplinada. Solo recibiremos recompensas como atletas de Dios si
obedecemos las reglas del libro de reglas de Dios, la Biblia. Segunda de Timoteo
2:5 nos recuerda: "Los atletas no pueden ganar el premio a menos que sigan las
reglas".
Nunca olvidaré ver a Ben Johnson romper el récord masculino de 100 metros
en los Juegos Olímpicos de 1988. Me quedé totalmente asombrado. Después de
la carrera escuché a un comentarista deportivo decir que pensaba que el récord
se mantendría durante cien años. Pero ni siquiera estuvo en pie durante cien
horas. En un par de días, Ben Johnson había sido despojado de su medalla por
romper las reglas de los juegos. Fue descalificado, su registro fue eliminado y fue
deshonrado frente al mundo entero. Debemos sacrificar nuestro propio
consuelo, disciplinarnos y seguir las reglas de Dios que se encuentran en Su
Palabra si queremos recibir el premio eterno de nuestro Salvador.

La Preparación para el Juicio


En la escuela, no se tarda mucho en darse cuenta de que el día más importante
es el día del examen. Cuando hay una prueba, todo es diferente. Todo el estado
de ánimo y la atmósfera cambian. ¿Alguna vez notó en clase que los niños podían
estar hablando y haciendo el tonto, pero si el maestro comenzaba a darle las
preguntas sobre el próximo examen, todos se quedaban muy callados y
comenzaban a escuchar con atención? Conocer las preguntas de antemano fue
útil.
Se acerca el gran día de la prueba para los hijos de Dios. Pero como un maestro
bondadoso, Dios nos ha dado las “preguntas de prueba” para el tribunal de Cristo
de antemano. Conocer estas preguntas del examen puede prepararnos para
superar el examen final. Estas son algunas de las áreas principales que se
examinarán cuando estemos ante el Señor.

1. Cómo Tratamos a otros Creyentes (Mateo 10:41-42; Hebreos 6:10)


2. Cómo Empleamos nuestros Talentos y Habilidades Dados por Dios
(Mateo 25:14-29; Lucas 19:11-26; 1 Corintios 12:4, 7;2 Timoteo 1:6; 1
Pedro 4:10)
3. Cómo Usamos nuestro Dinero (Mateo 6:1-4;1 Timoteo 6:17-19)
4. Cuán bien Soportamos la Injusticia Personal y el Maltrato (Mateo 5:11-
12; Marcos 10:29-30; Lucas 6:27-28, 35; Romanos 8:18; 2 Corintios
4:17; 1 Pedro 4:12- 13)
5. Cómo Soportamos el Sufrimiento y las Pruebas (Santiago 1:12;
Apocalipsis 2:10)
6. Cómo Gastamos nuestro Tiempo (Salmo 90:9-12; Efesios 5:16;
Colosenses 4: 5; 1 Pedro 1:17)
7. Cómo Corremos la Carrera particular que Dios nos ha Dado (1 Corintios
9:24; Filipenses 2:16; 3:12-14; Hebreos 12:1)
8. Cuán Efectivamente Controlamos nuestros Apetitos Carnales (1
Corintios 9: 25-27)
9. De cuántas Almas damos Testimonio y Ganamos para Cristo (Daniel 12:
3; 1 Tesalonicenses 2:19-20)
10. Cuánto Significa el Rapto para Nosotros y da Forma a nuestras Vidas (2
Timoteo 4:8)
11. Cuán Fieles somos a la Palabra de Dios y al pueblo de Dios (Hechos 20:
26-28; 2 Timoteo 4:1-2; Hebreos 13:17; Santiago 3:1; 1 Pedro 5:1-2; 2
Juan 1:7- 8)
12. Cuán Hospitalarios somos con los Extraños (Mateo 25:35-36; Lucas
14:12-14)
13. Cuán Fieles somos en nuestras Vocaciones (Colosenses 3:22-24)
14. Cómo Apoyamos a otros en el Ministerio (Mateo 10:40-42)
15. Cómo Usamos nuestra Lengua (Mateo 12:36; Santiago 3:1-12)
Tenemos las preguntas de la prueba. Alistemonos. Empiece a prepararse para
el examen para que pueda obtener una A. Vivamos este día a la luz de ese día,
para que podamos escuchar esas palabras: "Bien hecho, mi buen y fiel siervo".

Conclusión
Toda persona en la tierra tiene una cita para comparecer ante Dios algún día.
Todos serán juzgados. No hay escapatoria. La única pregunta es, ¿a qué juicio se
enfrentará? ¿Te enfrentarás a tu Creador como alguien que confió en Él o rechazó
Su oferta gratuita de vida eterna? Toda persona que lea estas palabras debe
querer participar en el juicio que ocurrirá en el cielo inmediatamente después
del Rapto: el juicio de los creyentes en Cristo. En este juicio, el problema no serán
los pecados, sino el servicio. ¿Cómo servimos y por qué servimos? Jesucristo
recompensará gentilmente a Su pueblo, dándonos a cada uno de nosotros mucho
más de lo que merecemos o podríamos imaginar.
La revisión final y la recompensa en el tribunal prepararán al pueblo de Dios
para el próximo evento en el cielo conocido como las bodas del Cordero. Este
evento culminará el programa profético único de Dios para la iglesia.
PARTE 5
Las Bodas del Cordero

En la Biblia se describen varias bodas. La primera boda fue realizada por un


ministro invitado muy especial. Cualquiera que sea la ceremonia religiosa que
haya elegido, no incluía esas palabras familiares: "Si alguien puede demostrar
una causa justa por la que estos dos no deben unirse legalmente, que hable
ahora, o de lo contrario callará para siempre". Esta frase era innecesaria,
porque el ministro era Dios mismo, y la pareja era Adán y Eva (Génesis 2: 18-
25). Luego hubo una boda muy inusual en la que el novio se enteró a la
mañana siguiente, a la luz del día, que se había casado con la chica equivocada
(Génesis 29:21-25). Una de las historias de bodas más hermosas comenzó en
un campo de cebada en las afueras de la pequeña ciudad de Belén (Rut 2).
Quizás la boda más trágica fue la entre Acab, rey de Israel, y Jezabel, una
adoradora impía de Baal. Este matrimonio resultaría en mucha tristeza y
sufrimiento para el pueblo de Dios (1 Reyes 16:29-31). Finalmente, el Salvador
de los hombres eligió una boda en la ciudad de Caná para realizar su primer
milagro (Juan 2:1-11). Sin embargo, la boda más fantástica y maravillosa de
todos los tiempos aún no ha tenido lugar.

HL WILLMINGTON, Viene el Rey157


CAPITULO 17

Un Matrimonio Hecho en el Cielo

EL 29 DE ABRIL DE 2011, mil millones de personas en todo el mundo observó la


boda real del príncipe Guillermo y Kate Middleton. Fue la boda del nuevo milenio.
El costo de la boda se estimó en alrededor de $ 34 millones, en comparación con
la boda promedio en $ 27,000. Estos son algunos de los asombrosos precios:
 El pastel de bodas real: $ 80,000 (precio promedio de EE. UU.: $ 540)
 Vestido de novia de Kate Middleton: $ 434,000 (precio promedio en
Estados Unidos: $ 1,099)
 Las flores de la boda real: $ 800,000 (precio promedio de EE. UU.: $ 1,988)
 El anillo: $ 136,000 (precio promedio en los Estados Unidos: $ 5,392) El
anillo, que originalmente era de la princesa Diana, en realidad era gratis
para la pareja. Sin embargo, el príncipe Carlos lo compró en 1981 por $
45,000 y se estimó en $ 136,000 en 2011.
 Otros costos que figuraron en el presupuesto de $ 34 millones incluyeron
el servicio de la iglesia, música, comida, decoraciones y seguridad adicional.
La boda del príncipe William y Kate Middleton en realidad costó menos que
el matrimonio del príncipe Carlos y la princesa Di, que costó alrededor de
$ 48 millones. (¡Algunos estiman en dólares de hoy que podrían superar los
$ 100 millones!)158

Tan deslumbrante y detallada como fue la boda de William y Kate, palidece en


comparación con una boda celestial que está en el calendario profético de Dios:
las bodas del Cordero. Hay tres eventos futuros clave que comprenden el plan
profético distintivo de Dios para la iglesia: el Rapto, el tribunal de Cristo y las
bodas del Cordero. La iglesia será arrebatada a la casa del Padre, cada creyente
será recompensado y luego la novia será presentada a su Novio. Todo esto
sucederá antes de que la iglesia regrese con Cristo a la tierra en Su segunda
venida.
Dios mismo es el autor de la relación matrimonial. Es la primera institución
humana que creó. La Biblia constantemente menciona bodas y matrimonios para
acentuar su importancia en el plan de Dios. La Biblia menciona al menos veinte
bodas.159
Si bien algunas de estas bodas agradaron a Dios y otras no, la boda más grande
de todos los tiempos está por llegar. La Biblia lo llama las bodas del Cordero
cuando el Señor Jesucristo se une a Su novia, la iglesia, en el cielo. Es el próximo
gran evento en el cielo que tiene lugar después de la revisión y recompensa de
los santos en el tribunal de Cristo. El pasaje principal de la Biblia que describe
este feliz evento es Apocalipsis 19:7-10:

“7 Gocémonos y alegrémonos y démosle gloria; porque han llegado las


bodas del Cordero, y su esposa se ha preparado. 8 Y a ella se le ha
concedido que se vista de lino fino, limpio y resplandeciente; porque el lino
fino es las acciones justas de los santos. 9 Y el ángel me dijo: Escribe:
Bienaventurados los que son llamados a la cena de las bodas del Cordero.
Y me dijo: Estas son palabras verdaderas de Dios. 10 Yo me postré a sus
pies para adorarle. Y él me dijo: Mira, no lo hagas; yo soy consiervo tuyo,
y de tus hermanos que retienen el testimonio de Jesús. Adora a Dios;
porque el testimonio de Jesús es el espíritu de la profecía.”.

La Palabra de Dios es clara en que llegará el día en que la iglesia, la esposa de


Cristo, se unirá a su Novio en el cielo. Para comprender mejor las bodas del
Cordero, debemos considerar dos puntos principales: (1) los participantes en el
matrimonio y (2) las fases del matrimonio.

Los participantes en el matrimonio


Las bodas modernas tienen varios participantes clave: el ministro, la novia, el
novio, las damas de honor, los padrinos de boda, las familias y los invitados. De
manera similar, las bodas del Cordero contarán con cuatro participantes clave.
1. El Anfitrión de la Boda: el Padre Celestial
El Padre es el anfitrión divino de las bodas del Cordero. Él es el Padre del novio,
eligió a la novia, prepara la boda y envía las invitaciones (Mateo 22:2-3).
2. El Esposo: Jesucristo
En una ocasión, Jesús preguntó: "¿Los invitados a la boda ayunan mientras
celebran con el novio?" (Lucas 5:34). Juan el Bautista respondió a esta pregunta:
“Nadie puede recibir nada a menos que Dios lo dé del cielo. Ustedes mismos
saben cuán claramente les dije: 'Yo no soy el Mesías. Solo estoy aquí para
prepararle el camino. Es el novio quien se casa con la novia, y el padrino
simplemente se alegra de estar con él y escuchar sus votos. Por tanto, estoy lleno
de gozo por su éxito” (Juan 3:27-29).
3. La Novia: la Iglesia
La novia es una imagen clara de la iglesia en el Nuevo Testamento (Efesios 5:25-
26).

4. Los Invitados: los Santos del Antiguo Testamento y de la Tribulación


Las bodas del Cordero ocurrirán en el cielo donde la iglesia se unirá a Cristo, pero
la cena de bodas que sigue a las bodas tendrá lugar más tarde en la tierra durante
el reino milenial. Los invitados serán invitados a la cena de bodas:
“Bienaventurados los invitados a las bodas del Cordero” (Apocalipsis 19:9).
¿Quiénes son estos invitados? Parece que son santos del Antiguo Testamento y
de la Tribulación que resucitarán en la segunda venida de Cristo y se unirán al
gran banquete en el reino milenial (Mateo 22:1-14). La ceremonia de matrimonio
solo involucrará a la iglesia, pero la fiesta de bodas incluirá a los santos del
Antiguo Testamento y de la Tribulación.

Las Fases del Matrimonio


Así como toda boda tiene ciertas personas que participan en la ceremonia, una
boda también tiene un calendario de eventos que deben ocurrir. Casi todas las
bodas que realizo tienen un orden de eventos que se entrega a los invitados.
Una boda en el antiguo Israel tenía cuatro pasos o fases principales. La
ceremonia de la boda antigua es una imagen con paralelos espirituales a la iglesia
de Jesucristo e incluso a la relación de cada creyente individual con Cristo.
Fase 1: La Selección de la Novia por el Padre
Obviamente, el primer paso para cualquier ceremonia matrimonial es elegir una
novia. En el antiguo Israel, la selección oficial la hacía el padre con comentarios,
consultas y, sin duda, estímulo por parte del hijo y su madre. La Palabra de Dios
declara que, antes de la creación del mundo, Dios el Padre escogió una novia para
Su amado Hijo (Efesios 1:4). El Padre ya ha elegido a la novia para Su Hijo.
Fase 2: Los Esponsales de la Novia y el Novio
Cuando se hizo una selección, el padre del novio se puso en contacto con el padre
de la novia. Si el matrimonio propuesto era aceptable, las dos familias celebraban
un contrato vinculante de compromiso que detallaba los términos del
matrimonio, los arreglos financieros, etc. El período de compromiso fue similar
a nuestro compromiso moderno, pero como puede ver, fue mucho más formal y
jurídicamente vinculante.
El acuerdo de compromiso fue solemnizado por tres actos: (1) un compromiso
oral solemne en presencia de testigos, (2) una promesa de dinero y (3) una
promesa o contrato por escrito. El documento de compromiso era un acuerdo
contractual vinculante entre las familias que solo podía romperse con la muerte
o el divorcio. Se consideraba que la pareja comprometida era marido y mujer, y
cualquier violación de la relación se consideraba adulterio y se castigaba con la
muerte. El período de compromiso era normalmente de un año para las vírgenes
y de un mes para las viudas. Durante este tiempo se llevaron a cabo los
preparativos para la boda y el matrimonio. Recuerde que José y María estaban
comprometidos cuando ella quedó embarazada de Jesús (Mateo 1:18). José, sin
saber inicialmente que esto era del Señor, planeó “despedirla”, lo que significaba
darle una carta de divorcio. Así de sagrado era este compromiso en la cultura
judía.
Una parte importante del proceso de compromiso fueron los regalos de
compromiso. Había tres partes importantes en estos dones. Primero fue el
"regalo de bodas" que el novio le dio al padre de la novia. En segundo lugar, el
padre de la novia le dio la dote a su hija (y finalmente al novio). Este regalo puede
incluir sirvientes, posesiones valiosas o tierras. En tercer lugar, el novio le dio un
regalo a la novia llamado "regalo del novio". Este regalo era a menudo joyas o
ropa.
Así como Dios escogió a los creyentes para que fueran la novia de Cristo,
también nos desposó con nuestro Novio (2 Corintios 11:2-3).

La etapa de esponsales del matrimonio antiguo es paralela a nuestra


experiencia actual como creyentes. La iglesia se encuentra actualmente en la
etapa de esponsales del calendario de Dios para el matrimonio. Los creyentes
han sido seleccionados por el Padre y están comprometidos con Cristo y están
esperando que Él venga y nos tome para ser Su esposa. El Padre del Novio pagó
el precio de nuestra compra como esposa de Cristo. Ofreció a su propio Hijo como
sacrificio en la cruz. El Novio es también el Cordero del sacrificio (1 Pedro 1:18-
19). Además, como parte de nuestro compromiso con Cristo, el Padre le ha dado
a cada creyente en Cristo una dote asombrosa: el Espíritu Santo que mora en
nosotros (Efesios 1:13-14). Debido a que estamos comprometidos con Cristo y
tenemos la dote del Espíritu Santo, ¡nuestra salvación es absolutamente segura!
El divino Novio nunca violará Su compromiso matrimonial, y el Padre nunca
recuperará Su dote.
No sabemos cuánto durará la etapa de esponsales. Sin embargo, mientras
esperamos a nuestro Novio, como una esposa virtuosa, debemos mantenernos
espiritualmente puros y sin mancha (Efesios 5:25-27).
Fase 3: El Matrimonio de la Novia y el Novio
En el antiguo Cercano Oriente, cuando se completaba el período de esponsales,
los novios se unían oficialmente como marido y mujer en una ceremonia de
presentación. La ceremonia de presentación ocurriría cuando el padre del novio
le dijo a su hijo: "¡Ve, hijo, busca a tu novia y tráela a casa!" Para aumentar el
drama y la emoción, esto a menudo se hacía por la noche. El hijo ansioso salía de
la casa de su padre y en una procesión a la luz de las antorchas se dirigía a la casa
de su novia. Una vez allí, anunciaría que había venido a recibir a su esposa para
él. La ceremonia del matrimonio consistió principalmente en la “toma” de la
novia. El novio literalmente "tomó esposa". Cuando el novio entraba en la casa
de la novia, su padre ponía su mano en la mano del novio y se la "presentaba".
Algún día, a la hora señalada, el Padre celestial le dirá a Su Hijo: "¡Ve, Hijo, toma
a Tu novia y tráela a casa!" Cristo vendrá y arrebatará a Su novia, y ella le será
presentada como una novia gloriosa e inmaculada. En este punto, el Padre habrá
cumplido Su contrato legal cuando nos desposó con Cristo.
Todavía estamos esperando esta fase de presentación del matrimonio.
Estamos esperando que venga nuestro Esposo para llevarnos a Él. Estamos
esperando escuchar el grito de medianoche: “Y a la medianoche se oyó un clamor:
¡Aquí viene el esposo; salid a recibirle! (Mateo 25:6).
Fase 4: La Cena o Celebración del Matrimonio
Después de que la novia fuera presentada al novio, él dirigía una alegre procesión
de regreso a la casa de su padre. Al grupo se unieron en el viaje jóvenes vírgenes
que esperaban para ver la procesión a su paso. Estas jóvenes eran amigas de la
novia y el novio (Mateo 25:1-13).

Cuando la fiesta de bodas regresó a la casa del padre, se preparó una fiesta
para familiares y amigos, muy parecida a lo que llamamos la recepción de la boda
hoy, excepto que era mucho más elaborada (Juan 2:1-11). A diferencia de
nuestras bodas y recepciones de hoy, el centro de atención era el novio, no la
novia. Él era rey para el momento de la fiesta.
El banquete de bodas estaba supervisado por un mayordomo fiel o un amigo
cercano y por lo general duraba de uno a siete días, a veces incluso hasta catorce
días si los padres eran ricos. Rechazar una invitación al banquete de bodas era
un insulto grave para la familia (Mateo 22:1-10).
¿Cómo nos aplican estas fases? La Palabra de Dios dice que Jesús viene por
nosotros, Su novia, para llevarnos a la casa de Su Padre, donde ha estado
preparando un lugar para nosotros durante dos mil años (Juan 14:1-3). Después
de que seamos presentados a nuestro Novio celestial, se desatará la celebración
más grande de la historia: la cena de las bodas del Cordero. Si bien algunos creen
que la cena de bodas ocurrirá en el cielo, parece que tendrá lugar en la tierra y se
extenderá al reino milenial. La duración de la fiesta de bodas en la antigüedad
estaba determinada por la riqueza del padre del novio. Cuando Cristo tome a Su
esposa, Su Padre celestial, cuya riqueza es infinita, organizará una fiesta que no
durará siete días sino mil años. Jesús comparó con frecuencia el reino milenial
con una fiesta de bodas (Mateo 8:11; 22:1-14; 25:1-13; Lucas 14:16-24).

Preparándose para el Gran Día


Una de las principales preocupaciones de toda futura novia es lo que va a usar en
su boda y recepción de boda. La novia pasa horas y horas y horas y. . . mirando
minuciosamente vestidos, zapatos, velos, joyas y todos los accesorios. Sin
mencionar todo el tiempo justo antes de la boda para hacerse la manicura y
pedicura, arreglarse el cabello y asegurarse de que su maquillaje sea el correcto.
Ningún detalle de la preparación se deja al azar.

Las bodas del Cordero no deberían ser diferentes. Apocalipsis 19: 8 nos
recuerda que todos los creyentes estarán presentes en la fiesta de bodas vestidos
con el lino blanco más fino, que la Biblia dice que representa las obras justas que
hemos hecho. Estas buenas obras no son para que podamos entrar al cielo. Dios
ya nos invitó y abrió el camino. Sin embargo, lo que usaremos para el banquete
de bodas será la prenda que cosamos nosotros mismos. Una vez escuché a un
maestro de la Biblia decir: "¿Se te ha ocurrido alguna vez que en las bodas de la
novia con el Cordero, cada uno de nosotros llevará el vestido de boda de nuestra
propia fabricación?" La forma en que estemos vestidos ese día dependerá de la
vida que hayamos vivido para Cristo. Asegúrese de estar bellamente vestido ese
día viviendo para Cristo hoy. Las bodas del Cordero son un evento que
seguramente sucederá. Algún día el Novio vendrá a llevar a Su esposa a la casa
de Su Padre. Asegúrate de vivir una vida pura para tu amado Novio.
PARTE 6
Lo Peor está por Venir

En la noche del 3 de mayo de 1999, un tornado en el suroeste de Oklahoma


hizo metástasis en un ciclón monstruoso y tronó hacia el noreste, aplanando
sin esfuerzo una franja de sesenta millas a través de pueblo tras pueblo, barrio
tras barrio. Cuando la aplanadora finalmente se quedó sin energía, había
destruido totalmente 1.500 hogares, dañado 8.093 hogares y matado a 44
personas. El noventa y cinco por ciento de Mulhall, Oklahoma, fue destruido.
Después de la tormenta, los meteorólogos determinaron que la velocidad
del viento generada por el tornado alcanzó un máximo de 318 mph, los vientos
más altos jamás registrados en el planeta tierra. Es posible que la tormenta
incluso haya creado una nueva clasificación de tornado de F6. El día después
del tornado, las estaciones de noticias locales transmitieron imágenes sin
parar de las áreas dañadas. La escena fue desgarradora e indescriptible. Unos
días después tuve la oportunidad de ver en persona parte del área dañada. Me
quedé atónito. Parecía una escena sacada de una película posterior al
Apocalipsis. Árboles retorcidos y llenos de cicatrices con toda la corteza
arrancada cubrieron el paisaje, y toda la hierba fue succionada del suelo,
dejando acres de tierra expuesta a su paso.
A pesar de lo abrumador que fue este tornado F6, la Biblia dice que algún
día Dios desatará Su propio tornado de juicio en esta tierra, un tornado F6 del
juicio devastador de Dios, un tiempo que la Biblia llama "la Tribulación".
CAPITULO 18

Llegar a un Acuerdo con la Tribulación

Tiempo de la Tribulación
CUALQUIR PERSONA QUE sostiene la vista de la pre-Tribulación, ha asumido que
el rapto de la iglesia es el evento que da comienzo a la tribulación de siete años.
Pero ese no es necesariamente el caso. El propósito principal del Rapto es poner
fin a la era de la iglesia. Mientras tanto, es el pacto de paz entre el Anticristo y la
nación de Israel lo que inaugura la Tribulación e inicia el tic-tac del reloj del fin
de los tiempos (Daniel 9:27).

Este acuerdo de paz podría firmarse muy poco después del Rapto, pero
podrían pasar varios días, semanas, meses o incluso años entre el Rapto y la
firma de este tratado. La Biblia nunca nos dice cuánto tiempo pasa entre el Rapto
y el comienzo de la Tribulación, pero me parece que probablemente no será
demasiado largo, porque parte del propósito del Rapto es liberar al pueblo de
Dios de la ira venidera. de la Tribulación, y si la Tribulación es demasiado lejana
en el futuro, no habría razón para que ocurriera el Rapto. Pero entre el Rapto y
el comienzo de la Tribulación, por mucho que dure, habrá más preparación y
escenario para los eventos de los últimos tiempos. Una vez que el escenario esté
listo y todos los jugadores estén en su lugar, se promulgará el tratado.
El pacto de siete años negociado por el Anticristo aparentemente marcará el
comienzo de una paz temporal para el Medio Oriente, y una que brevemente
abarcará el mundo entero (1 Tesalonicenses 5:1-3). Parecerá cumplir el sueño
del mundo. Daniel 9:27 describe este tratado que inicia la Tribulación. Este
versículo nos enseña al menos cinco cosas clave sobre este futuro acuerdo de
paz:

1. Será entre Israel y el Anticristo, pero es casi seguro que involucrará a


otros. Dado que el Anticristo surgirá de un Imperio Romano reunificado
centrado en Europa, Europa en su forma final será el actor clave.
2. Se iniciará el período final de siete años de la Tribulación.
3. Será un pacto "firme"; esta firmeza puede indicar que inicialmente será
forzada u obligada. Puede ser un trato de "lo tomas o lo dejas" para Israel
y sus vecinos. También es posible que esto signifique que el Anticristo
impondrá o hará fuerte un pacto que ya existe.
4. Eventualmente le dará a los judíos el derecho de ofrecer sacrificios en
un Templo reconstruido. Este hecho supone que se debe reconstruir un
templo judío.
5. Será roto por el mismo Anticristo en el punto medio del tratado.

Charles Dyer, un respetado maestro y autor de profecías, resume la naturaleza


de este pacto.

¿Qué es este "pacto" que el Anticristo hará con Israel? Daniel no especifica
su contenido, pero sí indica que se extenderá por siete años. Durante la
primera mitad de este tiempo, Israel se siente en paz y seguro, por lo que el
pacto debe proporcionar alguna garantía para la seguridad nacional de
Israel. Es muy probable que el pacto permita a Israel estar en paz con sus
vecinos árabes. Un resultado del pacto es que a Israel se le permitirá
reconstruir su templo en Jerusalén. Este gobernante mundial triunfará
donde han fallado Kissinger, Carter, Reagan, Bush y otros líderes mundiales.
¡Será conocido como el hombre de paz! 160

El próximo tiempo de tribulación comenzará con un tratado entre el Anticristo


e Israel y durará siete años. (Para obtener más información sobre Daniel 9:27,
consulte el capítulo 5, donde hay una explicación bastante detallada de las
"setenta semanas" de Daniel y la "semana" final de siete años).
Términos y Títulos de la Tribulación
J. Dwight Pentecost proporciona diez palabras bíblicas descriptivas que
caracterizan la Tribulación venidera: ira, juicio, indignación, prueba, angustia,
destrucción, oscuridad, desolación, derribo y castigo. Concluye su discusión
sobre la Tribulación con esta declaración: “No se puede encontrar ningún pasaje
que alivie en ningún grado la severidad de este tiempo que vendrá sobre la
tierra”. La Tribulación será la hora más oscura de la historia humana.
161

LOS TÉRMINOS DE LA TRIBULACIÓN


Una de las mejores maneras de entender cómo será la Tribulación es notar los
términos, expresiones y frases que la Biblia usa para describir este terrible
tiempo. La siguiente es una lista de todos los términos y expresiones importantes
en la Biblia para el próximo período de Tribulación.
Tribulación del Antiguo Testamento: términos y expresiones 162

Términos de
Referencias del Antiguo Testamento
tribulación
Dolores de parto Isaías 21:3; 26:17-18; 66:7; Jeremías 4:31; Miqueas 4:10
Dia del señor Abdías 1:15; Joel 1:15; 2:1, 11, 31; 3:14; Amós 5:18, 20;
Isaías 2:12; 13: 6,9; Sofonías 1:7, 14; Ezequiel 13:5; 30:3;
Zacarías 14:1
Gran y terrible día del Señor Malaquías 4:5
Sofonías 1:15
Día de ira
Día de angustia Sofonías 1:15
Día de la ira del Señor Sofonías 1:18
Día de la desolación Sofonías 1:15
Día de la venganza Isaías 34: 8; 35: 4; 61: 2; 63:4
Día de la angustia de Jacob Jeremías 30:7
Día de oscuridad y tristeza Sofonías 1:15; Amós 5:18, 20; Joel 2:2
Día de la Trompeta Sofonías 1:16
Día de alarma Sofonías 1:16
Día de la ira del Señor Sofonías 2:2-3
Día de destrucción, ruina del Joel 1:15
Todopoderoso
Día de la calamidad Deuteronomio 32:35; Abdías 1 12-14
Problema, tribulación Deuteronomio 4:30; Sofonías 1:16
Una semana = Septuagésima Daniel 9:27
semana [de Daniel]
La obra extraña [del Señor] Isaías 28:15, 18, 21
Hora / día de angustia, Daniel 12:1; Sofonías 1:15
angustia
La indignación / la ira del Isaías 26:20; Daniel 11:36
Señor
El tiempo del fin Daniel 12:9
El fuego de sus celos Sofonías 1:18

Tribulación del Nuevo Testamento: términos y expresiones


Términos de
Referencias del Nuevo Testamento
tribulación
El dia 1 Tesalonicenses 5:4
Esos días Mateo 24:22; Marcos 13:20
El día del señor 1 Tesalonicenses 5:2; 2 Tesalonicenses 2:2; 2 Pedro 3:10
La ira 1 Tesalonicenses 5:9; Apocalipsis 11:18
La ira por venir 1 Tesalonicenses 1:10
El gran día de su ira Apocalipsis 6:17
La ira de dios Apocalipsis 15:1, 7; 14:10, 19; 16:1
La ira del cordero Apocalipsis 6:16
La hora de la prueba Apocalipsis 3:10
La tribulación Mateo 24:29 ; Marcos 13:24
[Tiempo de] tribulación Marcos 13:19
La gran tribulación Mateo 24:21 ; Apocalipsis 2:22; 7:14
La hora del juicio Apocalipsis 14:7
Dolores de parto Mateo 24:8; 1 tesalonicenses 5:3

¿Por qué la Tribulación? 163

¿Por qué Dios derramaría Su ira y juicio sobre el mundo que creó? ¿Por qué es
necesario un tiempo de problemas indescriptibles? La Escritura nos proporciona
al menos cinco razones para la Tribulación. Cada razón se relaciona con un grupo
o persona específica: Israel, los gentiles, Dios, Satanás y los creyentes.

1. PREPARAR A ISRAEL (UN PROPÓSITO PARA ISRAEL)


La Tribulación pondrá al pueblo judío de rodillas en sumisión a Dios. Dios usará
este “tiempo de angustia para mi pueblo Israel” para preparar a la nación para
su Mesías (Jeremías 30:7). Dios pondrá a Israel en una garra de la cual no hay
esperanza terrenal de liberación. Dios refinará a la nación rebelde en el fuego del
período de la Tribulación (Zacarías 13:8-9). Pentecostés declara: "El propósito
de Dios para Israel en la Tribulación es lograr la conversión de una multitud de
judíos, quienes entrarán en las bendiciones del reino y experimentarán el
cumplimiento de todos los pactos de Israel". 164

Muchos judíos clamarán a Dios por la salvación de sus pecados durante la


Tribulación. Le implorarán a Dios que traspase los cielos y descienda para
salvarlos (Isaías 64:1-2, 5-6, 8-9). Dios misericordiosamente contestará esta
oración de confesión, salvará a muchos en Israel y los traerá al reino milenial
bajo el reinado de su Mesías (Jeremías 30:8-24).
2. CASTIGAR A LOS PECADORES (UN PROPÓSITO PARA LOS GENTILES)
Dios usará la Tribulación para castigar a las naciones gentiles impías ya todos los
incrédulos por su pecado, especialmente por rechazar a Su Hijo y recibir al
Anticristo (Apocalipsis 16:2).
Pentecostés dice: “Este mundo recibirá esta visitación divina debido al rechazo
mundial de Jesucristo como Salvador. . . . El mundo adorará a la bestia y el juicio
divino vendrá sobre ellos porque han despreciado a Dios, han rechazado a Su
Hijo y han reconocido a un endemoniado como su único rey y deidad ". 165

Apocalipsis 6–18 describe este propósito aleccionador. Según Apocalipsis


3:10, uno de los propósitos de la Tribulación es "probar a los que habitan en la
tierra". La palabra prueba se refiere a pruebas dolorosas que Dios envía para
sacar a relucir lo que hay en las personas. Representa poner metal en un crisol
para descubrir su valor. Los juicios de la Tribulación son la forma en que Dios
prueba a "los que moran en la tierra".

La frase "los moradores de la tierra" aparece once veces en el libro de


Apocalipsis. No es tanto un término de ubicación geográfica sino de condición
moral. Todo el horizonte de sus vidas está dominado por la ambición terrena, no
por la voluntad de Dios. Apocalipsis describe constantemente a los "habitantes
de la tierra" como los objetos de la ira de Dios debido a su rebelión endurecida
contra él. Dios entrega al mal a los que continúan rechazándolo incluso a pesar
de sus juicios. Su prueba prueba que tienen una mentalidad terrenal y no se
preocupan por Dios.
Según Isaías 24-27, a menudo llamado Apocalipsis de Isaías, nadie podrá
esconderse del juicio de Dios durante la Tribulación. "¡Mira! El Señor viene del
cielo para castigar a la gente de la tierra por sus pecados. La tierra ya no
esconderá a los muertos. Serán sacados a la vista de todos” (Isaías 26:21).
3. PROBAR EL PODER DE DIOS (UN PROPÓSITO DE DIOS)
Hace unos 3.500 años, el faraón de Egipto se burló del Dios del cielo: “¿Quién es
el SEÑOR? ¿Por qué debería escucharlo y dejar ir a Israel? " (Éxodo 5:2). Dios
escuchó su desafío descarado, y en los siguientes ocho capítulos de Éxodo, Dios
le muestra al Faraón, sus magos y toda la gente quién es Él. Cuando Dios termina
con las diez plagas, el faraón les ruega a los hijos de Israel que se vayan.
En una demostración similar de estúpida bravuconería, el Anticristo negará al
Dios verdadero y se declarará dios. Dios una vez más derramará Sus plagas para
probar Su poder y vindicar Su reputación. Solo que esta vez será a escala
mundial. Muchos de los juicios de la Tribulación descritos en Apocalipsis son
iguales o similares a las diez plagas de Egipto. Dios le demostrará a un mundo
rebelde que solo Él es Dios (Apocalipsis 15:3-4).
4. REPRESENTAR EL VERDADERO CARÁCTER DE SATANÁS (UN
PROPÓSITO DE SATANÁS)
Dios usará la Tribulación para desenmascarar completamente a Satanás por lo
que es: un mentiroso, un ladrón y un asesino. Cuando Dios elimine todas las
restricciones (2 Tesalonicenses 2:7), Satanás se manifestará plenamente cuando
el mundo experimente la tormenta de fuego final del dragón. Al darse cuenta de
que le queda poco tiempo, el diablo derramará su veneno con fuerza y violencia
(Apocalipsis 12:12).

5. PROPORCIONAR SALVACIÓN (UN PROPÓSITO PARA LOS CREYENTES)


El Señor usará gentilmente la Tribulación para llevar a los hombres hacia Él en
arrepentimiento y confianza. Cosechará más almas durante este tiempo de las
que nadie pueda contar. Habrá un gran avivamiento durante la Gran Tribulación
(Apocalipsis 7:9-10, 13-14).
Si bien la Tribulación será una época de agitación sin igual y puede ser difícil
de entender para nosotros, Dios la usará para lograr Sus propósitos soberanos.

¿Pueden las Personas que Escuchan el Evangelio antes


del Rapto y lo Rechazan ser Salvas durante la
Tribulación?
Casi todos los estudiantes de la profecía de los últimos tiempos estarían de
acuerdo en que la gente será salva durante el período de la Tribulación.
Apocalipsis 7:9-14 indica que la Tribulación será un tiempo de gran avivamiento.
Si bien la Tribulación será un tiempo de juicio, también será un tiempo que Dios
usará para llevar a muchos a la salvación. Salvar a los perdidos es uno de los
propósitos principales de Dios para el período de la Tribulación. Hablando de la
Tribulación, Joel 2:32 dice: “Y todo aquel que invocare el nombre de Jehová será
salvo; porque en el monte de Sion y en Jerusalén habrá salvación, como ha dicho
Jehová, y entre el remanente al cual él habrá llamado.".
Sin embargo, muchos estudiantes respetados de la profecía bíblica sostienen
que Dios impedirá que cualquiera que rechace a Cristo antes del Rapto sea salvo
durante la Tribulación. Sostienen que Dios les enviará un gran engaño. El apoyo
a este punto de vista generalmente se basa en 2 Tesalonicenses 2:9-12.

9 inicuo cuyo advenimiento es por obra de Satanás, con gran poder y señales y
prodigios mentirosos, 10 y con todo engaño de iniquidad para los que se pierden,
por cuanto no recibieron el amor de la verdad para ser salvos. 11 Por esto Dios les
envía un poder engañoso, para que crean la mentira, 12 a fin de que sean
condenados todos los que no creyeron a la verdad, sino que se complacieron en la
injusticia.

Es fundamental recordar el contexto de estos versículos. Pablo está


describiendo lo que sucede durante el período de la Tribulación, no antes del
Rapto. Se refiere a aquellos que son testigos del engaño del Anticristo, creen en
su mensaje y rechazan la verdad. Los que hagan esto serán condenados por Dios.
Él los confirmará en su incredulidad y les enviará un fuerte engaño para que
crean la mentira.
Creo que muchos que han rechazado claramente el evangelio antes del Rapto
continuarán rechazándolo después del Rapto. Después de todo, no será más fácil
ser cristiano después del Rapto, sino más difícil, ya que el Anticristo perseguirá
abiertamente a aquellos que reciban a Cristo y se nieguen a tomar su marca
(Apocalipsis 13:7, 16-17). Sin embargo, decir que es imposible que alguien reciba
la misericordia de Dios durante la Tribulación es expandir 2 Tesalonicenses 2:9-
12 más allá de lo que permite el contexto. Al comentar sobre este pasaje, John
Walvoord dice:

Pero tenemos que recordar el contexto de este pasaje. Se centra en las


personas que rechazan a Cristo durante la tribulación y reciben al Anticristo,
no en las personas que rechazan a Cristo antes del rapto. Las Escrituras
definitivamente enseñan que Dios enviará un fuerte engaño a aquellos que
no creen después de que la iglesia se haya ido. Dios juzgará sus corazones, y
si se apartan deliberadamente de la verdad, les permitirá creer una mentira.
Honrarán al hombre de pecado como su dios y como su rey, en lugar de
reconocer al Señor Jesucristo. El resultado será “para que sean condenados
todos los que no creyeron en la verdad, sino que se complacieron en la
injusticia” (v. 12).
166
Dios usará el horror del período de la Tribulación para llevar a millones de
pecadores a la fe en Su Hijo (Apocalipsis 7:9-14). Entre esta multitud
innumerable, ciertamente algunos que rechazaron al Señor antes del Rapto
reconsiderarán y aceptarán humildemente a Jesucristo como el Hijo de Dios,
Aquel que compró el perdón del pecado para ellos en la cruz. ¡Qué gran Salvador!
PARTE 7
El Comienzo de los Dolores de Parto
Los primeros 3 años y medio

De hecho, las naciones se encuentran en una encrucijada, y los


acontecimientos inminentes proyectan su sombra sobre todos los aspectos de
la vida humana. El mundo se mueve cada vez más rápido como una máquina
colosal fuera de control cuyo mismo poder e impulso lo hundirán
inevitablemente en el desastre definitivo.
Aparte de la Biblia, el mundo no tiene un rayo de esperanza. Nuestros líderes
más brillantes no han encontrado una respuesta. . . . La actual crisis mundial
no es el resultado de ningún factor, sino una concurrencia de causas y efectos
que se combinan para preparar el escenario mundial para un conflicto. . . .
Independientemente de lo que depare el futuro, será dramáticamente
diferente al pasado. En este cuadro oscuro, solo las Escrituras trazan un curso
seguro y nos dan una explicación inteligente de la confusión mundial tal como
existe hoy. La actual crisis mundial a la luz de las Escrituras revela la
existencia de componentes notables en casi todas las áreas que pueden
conducir a un clímax dramático de la historia mundial. Las crisis actuales en
todas las áreas de la vida humana apuntan todas a la misma conclusión, que
el desastre aguarda a las naciones del mundo.

JOHN F.WALVOORD , Las naciones en profecía 167


Capítulo 19

El Ascenso del Grupo de los Diez

UNA VEZ DESARROLLADOS los tres eventos en el cielo que implican a la iglesia
de Jesucristo, el rapto, el tribunal, y las Bodas del Cordero, la profecía bíblica
vuelve a la tierra y los eventos que se desarrollan allí.

Reunificación del Imperio Romano


Las Escrituras describen una situación mundial, no muy diferente a la que
tenemos hoy, cuando comienzan los grandes eventos del fin de los tiempos.
Según la Biblia, el mundo se dividirá en tres bloques de poder principales: la
confederación occidental dirigida por el Anticristo (Daniel 7:8), la coalición del
sur y del norte compuesta por Rusia y un grupo de naciones del norte de África
y del Medio Oriente (Daniel 11:40-41; Ezequiel 38), y la alianza oriental conocida
como los “reyes del oriente” (Apocalipsis 16:12). La confederación occidental de
naciones reconstituirá el Imperio Romano.

Según las Escrituras, diez líderes se aliarán para proteger los intereses de
Occidente. Este "grupo de diez" podría ser algo así como los foros del G-7, G-8 o
G-20 que se han establecido entre las naciones. En Daniel 2:42-44, el grupo de
diez está simbolizado como diez dedos en una gran estatua, y en Daniel 7:7 y 7:24
por diez cuernos en una bestia que representa el último imperio mundial: el
Imperio Romano en su forma definitiva. Muchos intérpretes de la profecía bíblica
creen que la Unión Europea podría ser la forma embrionaria de lo que predice la
Escritura y que, en última instancia, podría cumplir esta alianza de naciones
predicha.
La forma en que la Unión Europea se relaciona con este grupo de diez líderes
es incierta, pero parece ser una imagen similar a lo que predice la Biblia. En
cualquier caso, este bloque de poder occidental encarnará al Imperio Romano
revivido y tendrá el poder económico y político necesario para controlar la
región mediterránea. Su líder final, el Anticristo, eventualmente arrebatará el
control de tres de los diez líderes y consolidará el poder como lo hizo el Imperio
Romano en el pasado (Daniel 7: 8). Para ayudarnos a comprender la base bíblica
de este futuro imperio, hagamos una pausa por un momento y miremos hacia
atrás a las antiguas profecías que predicen un futuro Imperio Romano.
El ABC de la Profecía Bíblica
A Daniel 2 y 7 se le ha llamado a menudo el ABC de la profecía bíblica porque
sientan las bases de todo lo que sigue. Estos dos capítulos acompañantes
describen cuatro grandes imperios mundiales que gobernarían sobre Israel en
sucesión. Con el beneficio de la historia, ahora sabemos que estos cuatro
imperios fueron Babilonia, Medo-Persia, Grecia y Roma. En Daniel 2, estos cuatro
imperios se representan como cuatro metales en una gran estatua que el rey de
Babilonia Nabucodonosor vio en un sueño de Dios.

El Hombre Metálico de Daniel 2


Imperio mundial Descripción
Babilonia Cabeza de oro
Medo-Persia Cofre y brazos de plata
Grecia Vientre y Muslos de Latón
Roma Planchar
Roma II (El Reino del Anticristo) Pies y diez dedos de hierro y arcilla
Reino de Cristo Reino de piedra que llena la tierra

En Daniel 7, estos mismos imperios se describen como cuatro grandes bestias


salvajes que surgen del mar Mediterráneo.

Las Bestias de Daniel 7


Imperio mundial Descripción
Babilonia León con alas de águila
Medo-Persia Oso torcido con tres costillas en la boca
Grecia Leopardo con cuatro alas y cuatro cabezas
Roma Bestia terrible con dientes de hierro y garras de bronce
Roma II (El Reino del Anticristo) Diez cuernos y el cuerno pequeño

Daniel identifica los diez dedos de los pies y los diez cuernos como diez reyes
(Daniel 2:44; 7:24). Muchos estudiantes de profecía sostienen que los diez dedos
de los pies y los diez cuernos representan diez naciones que surgirán en los
últimos tiempos o diez poderes regionales que abarcarán el mundo entero, pero
dado que el cuerno pequeño en Daniel 7: 8 simboliza claramente a una persona,
es más coherente para interpretar los otros diez cuernos como individuos
también. Sin embargo, sabemos por la historia que el Imperio Romano nunca
existió en forma de diez reyes. Nunca fue gobernado por diez líderes. Además,
tanto la gran imagen como la bestia final son completamente, repentinamente
destruidas. Por el contrario, el histórico Imperio Romano se deterioró y declinó
gradualmente hasta que la parte occidental del imperio cayó en el 476 d. C. y la
parte oriental se cortó en 1453 d. C. Difícilmente podría imaginarse un proceso
más gradual. Esta no es la destrucción repentina de los pies de la imagen (Daniel
2:34) y la etapa de diez cuernos de la bestia (Daniel 7:7) que Daniel predijo. Esta
profecía sigue sin cumplirse.
Es mejor interpretar a Daniel como una imagen tanto del Imperio Romano de
la historia como del Imperio Romano de los últimos tiempos, o lo que podríamos
llamar Roma II. Note los paralelos entre Daniel 2 y 7, especialmente en la fase
final del Imperio Romano.

Paralelos entre Daniel 2 y 7


Imperio mundial Daniel 2 Daniel 7
Babilonia Cabeza de oro León con alas de águila
Medo-Persia Cofre y brazos de plata Oso torcido con tres costillas en la
boca
Grecia Vientre y Muslos de Leopardo con cuatro alas y cuatro
Bronce cabezas
Roma Planchar Bestia terrible con grandes dientes
de hierro
Roma II (Imperio Romano Hierro y arcilla (diez Diez cuernos y cuerno pequeño
Reunido) dedos)

Interpretar el Futuro a la Luz del Pasado


La principal razón para creer en el avivamiento del antiguo Imperio Romano es
el simple hecho de que la profecía de Daniel no se ha cumplido por completo.
Para aquellos que creen en la Biblia, las profecías sobre el futuro son tan literales
como las profecías ya cumplidas en la historia. Las profecías de Daniel sobre los
cuatro imperios mundiales se cumplieron literalmente, pero una fase final del
cuarto imperio aún está esperando su cumplimiento. La etapa final del Imperio
Romano, como la imaginó Daniel, aún tiene que aparecer en la etapa de la historia
mundial. Surgirá antes de la segunda venida de Cristo.
Apocalipsis 13 y 17 lo confirman: diez reyes, simbolizados por diez cuernos,
se mencionan junto con el avivamiento del Imperio Romano (Apocalipsis 13:1;
17:3, 12-13). Esta futura manifestación será una confederación de diez líderes
mundiales y abarcará la misma geografía básica que el antiguo Imperio Romano.
Este último Imperio Romano evidentemente comenzará como una especie de
república y luego progresará hacia una dictadura siguiendo el patrón del
histórico Imperio Romano.

Al anticipar tanto el Imperio Romano histórico como el futuro, Daniel se salta


los siglos intermedios, pasando de la Roma histórica a la profecía del fin de los
tiempos. Este "salto profético" es consistente con un patrón en otra profecía del
Antiguo Testamento. La profecía del Antiguo Testamento con frecuencia
detallará eventos que se cumplen proféticamente hasta la primera venida de
Cristo, inclusive; luego saltará a la profecía de los últimos tiempos, describiendo
la Gran Tribulación y los eventos que culminan allí (por ejemplo, Isaías 9:6-7;
Zacarías 9:9-11).

Tres Etapas del Imperio Romano por Venir


El futuro Imperio Romano, al parecer, pasará por tres fases principales. Primero,
diez reyes aparecerán dentro de los límites del antiguo Imperio Romano. Son el
grupo de diez descritos en Daniel 2 y 7.
En segundo lugar, un hombre fuerte a quien llamamos el Anticristo emergerá
y consolidará a estos diez líderes y el territorio que representan en un imperio
unido y probablemente extenderá sus fronteras en varias direcciones. Mientras
hace este movimiento, tres de los diez líderes objetarán su juego de poder y serán
asesinados (Daniel 7:8, 24). Serán reemplazados y los diez reyes se someterán a
la autoridad del Anticristo y le cederán su poder (Apocalipsis 17:12-13). Los diez
reyes entregarán “su reino a la bestia” (Apocalipsis 17:17). En este punto, el
Anticristo gobernará sobre el Imperio Romano reunificado.
En tercer lugar, el Imperio Romano, mediante declaración o edicto, extenderá
su poder sobre toda la tierra. Esto hará que el Anticristo sea el gobernante del
mundo. El vacío de poder creado por la destrucción de la coalición Gog (Ezequiel
38-39; ver capítulo 24) puede ser el ímpetu para esta expansión. Esta etapa final
entrará en erupción dramáticamente como una vela romana, pero se esfumará
rápidamente y durará sólo tres años y medio. El reino del Anticristo terminará
con la campaña de Armagedón y la segunda venida de Cristo.
Es probable que el Imperio Romano revivido incluya naciones de Europa y
posiblemente incluso del norte de África y Asia Occidental, ya que el Imperio
Romano revivido incluye los tres imperios precedentes, Babilonia, Medo-Persia
y Grecia, que incluían territorio en Asia. Dado que Israel es el centro de interés
bíblico, sería natural que el imperio incluyera esta área, especialmente dado que
Tierra Santa evidentemente estará bajo la influencia del Imperio Romano debido
al tratado entre el Anticristo e Israel, y porque de su posterior doble cruz e
invasión de la tierra (Daniel 9:27; 11:40-45).

Tres Fases del Imperio Romano Reunificado


Fase 1 El Imperio está Gobernado por Diez Líderes, el grupo de diez.
Fase 2 El Anticristo somete a tres de los líderes y se hace cargo. Los Diez Líderes le
ceden su autoridad.
Fase 3 El Anticristo extiende la regla a Toda la Tierra.

Aunque la identidad específica de los diez líderes mundiales no se puede


determinar en este momento, ha habido mucha especulación sobre el hierro y el
barro que forman los dedos de la imagen descrita en Daniel 2:41-43.
41 Y lo que viste de los pies y los dedos, en parte de barro cocido de alfarero y en
parte de hierro, será un reino dividido; mas habrá en él algo de la fuerza del hierro,
así como viste hierro mezclado con barro cocido. 42 Y por ser los dedos de los pies
en parte de hierro y en parte de barro cocido, el reino será en parte fuerte, y en parte
frágil. 43 Así como viste el hierro mezclado con barro, se mezclarán por medio de
alianzas humanas; pero no se unirán el uno con el otro, como el hierro no se mezcla
con el barro.
El hierro no se mezcla con la arcilla, por lo que los pies parecen ser la parte
más débil de toda la estructura. Esta mezcla también ilustra que estos reinos
intentarán fortalecerse formando alianzas. Pero no se mantendrán unidos. No se
mezclarán. Dado que las piernas de hierro representan la fuerza del antiguo
Imperio Romano, la arcilla debe sugerir en algún sentido debilidad o
inestabilidad política.

Es mejor interpretar la mezcla como la representación de las diversas


facciones raciales, religiosas o políticas que finalmente contribuyen a la caída de
este Imperio Romano revivido. Las naciones fuertes se mezclarán con las
naciones débiles. "Esto significa que el imperio del Anticristo tendrá sus
problemas internos, lo que lo convertirá en una debilidad".
168

La Unión Europea refleja las características del hierro y la arcilla en la


actualidad, su fuerza y debilidad inherentes. La UE tiene una gran influencia
económica y política, pero su cultura, lengua y política diversas también están
siempre presentes. Representa la unión de naciones fuertes con naciones
débiles, tal como lo predijo Daniel. Uno puede ver fácilmente cómo la UE
eventualmente podría convertirse en pies y dedos de hierro y arcilla. Si bien la
UE actual no es el cumplimiento de las profecías en Daniel y Apocalipsis, los
eventos en Europa hoy podrían ser un preludio del Imperio Romano del fin de
los tiempos sobre el que Daniel profetizó hace más de 2.500 años.
CAPITULO 20

El Director Ejecutivo de Satanás:


el Ascenso del Anticristo

ALGUNOS ESTIMAN QUE, desde los tiempos de Adán, han nacido


aproximadamente cien mil millones de seres humanos. Más de siete mil millones
están vivos hoy. Sin embargo, el ser humano más grande, aparte del mismo Jesús,
aún no ha aparecido en nuestro planeta. La Biblia predice que este
169

superhombre satánico saltará a la escena mundial y gobernará el mundo durante


los últimos 3 años y medio antes del regreso de Cristo. Él juega un papel central
en los eventos de la profecía de los últimos tiempos. Más de cien pasajes de las
Escrituras describen el origen, la nacionalidad, el carácter, la carrera, la
conquista y la condenación del gobernante mundial final conocido como el
Anticristo. Es evidente que Dios quiere que su pueblo sepa algo acerca del
príncipe de las tinieblas que se avecina.

Los Alias del Anticristo


Ningún nombre o título puede capturar completamente el carácter y la astucia
del gobernante mundial venidero. A. W. Pink lo dice bien: “A través de las
variadas escenas representadas por la profecía, cae la sombra de una figura a la
vez dominante y ominosa. Bajo muchos nombres diferentes, como los alias de un
criminal, se nos presenta su carácter y movimientos”. 170

Aquí hay diez alias para el Anticristo venidero que comienzan a esbozar un
retrato compuesto de los diversos aspectos de su carrera y carácter.
Títulos del Anticristo

1. El Cuerno Pequeño (Daniel 7:8)


2. Un rey, Insolente y Hábil en Intrigas (Daniel 8:23)
3. El príncipe que ha de venir (Daniel 9:26)
4. El Desolador (Daniel 9:27)
5. El rey que Hace lo que le Place (Daniel 11:6-45)
6. Un Pastor Necio (Zacarías 11:15-17)
7. El Hombre de Destrucción (2 Tesalonicenses 2:3)
8. El Inicuo (2 Tesalonicenses 2:8)
9. El Jinete del Caballo Blanco (Apocalipsis 6:2)
10. La bestia del Mar (Apocalipsis 13:1-2)

Anticristo es el nombre más comúnmente asociado con el gobernante mundial


final. Se refiere tanto a un individuo como al sistema que representa (1 Juan 2:18;
4:3). La palabra Anticristo (anticristos) aparece cinco veces en el Nuevo
Testamento. Se aparece en cuatro versos en las cartas de John (1 John 2:18, 22;
4:3; 2 John 1:7). En 1 Juan 2:18, Juan se refiere a un anticristo (anticristos,
singular) que vendrá en el futuro, y a anticristos (anticristoi, plural) que ya están
presentes. El uso del singular “el Anticristo” contrasta marcadamente con
“anticristos” en plural. La distinción de Juan denota claramente que el último
Anticristo será un solo individuo. Al usar tanto el singular como el plural, Juan
indica que los anticristos contemporáneos de su época, que eran falsos maestros,
encarnaban el espíritu negacionista y engañador del futuro Anticristo final.
Fueron precursores del Anticristo y fueron una poderosa evidencia de que su
espíritu ya estaba obrando en el mundo. El renombrado erudito del Nuevo
Testamento FF Bruce está de acuerdo: “Así fue con Juan. Él y sus lectores sabían
que el Anticristo vendría, y en los falsos maestros discernió a los agentes, o al
menos a los precursores, del Anticristo, compartiendo su naturaleza tan
completamente que podrían ser llamados 'muchos anticristos' ”. 171

En otras palabras, Juan miró más allá de su propio tiempo y los muchos
anticristos menores (pequeñas a) a la última Anticristo (capital A) que culminará
la manifestación del sistema sin ley que niega a Cristo y engaña a los hombres. El
prefijo anti- puede significar "contra" / "opuesto a" o "en lugar de" / "en lugar
de". Indudablemente, estos significados están incluidos en el término "Anti"
Cristo. Él será el archienemigo y el máximo oponente de Jesús nuestro Señor. El
origen, la naturaleza y el propósito de Cristo y el Anticristo son diametralmente
opuestos. El Anticristo estará en contra de Cristo.
El Anticristo también será "anti" Cristo en el sentido de "en lugar de" Cristo.
Parodia al verdadero Cristo. Será un Cristo falso, un Cristo burlón, un pseudo-
Cristo, un Cristo de imitación.
En Juan 5:43, Jesús dice: “En el nombre de mi Padre he venido, y no me recibís;
si otro viene en su propio nombre, lo recibiréis”. El que vendrá en su propio
nombre será el último falso mesías del mundo, el Anticristo. Intentará ser el
"alter ego" del verdadero Cristo. A. W. Pink dice:

En todo momento es la antítesis de Cristo. La palabra "Anticristo" tiene un


doble significado. Su significado principal es uno que se opone a Cristo; pero
su significado secundario es uno que es en lugar de Cristo. . . . No sólo contra
denotan -Cristo el antagonismo de Cristo, pero dice de alguien que está en
lugar de Cristo. La palabra significa otro Cristo, un pro-Cristo, un alter
christus, un pretendiente del nombre de Cristo. Parecerá ser y se erigirá
como el verdadero Cristo. Será la falsificación del diablo. 172

Como la gente a veces señala, Satanás nunca originó nada excepto el pecado.
Durante seis mil años ha falsificado las obras de Dios. Con el Anticristo, este
patrón continúa. Él es la obra maestra suprema de Satanás, la falsificación
suprema, y un Cristo falso y una falsificación de Jesús, el verdadero Cristo e Hijo
de Dios.
El Anticristo imitará el ministerio del verdadero Hijo de Dios de muchas
maneras.

Cristo Anticristo 173

Milagros, Señales y Prodigios (Mateo 9:32- Milagros, Señales y Prodigios (Mateo 24:24; 2
33; Marcos 6:2) Tesalonicenses 2:9)
Aparece en el Templo del Milenio Se Sienta en el Templo de la Tribulación (2
(Ezequiel 43:6-7) Tesalonicenses 2:4)
Es Dios (Juan 1:1-2; 10:35-38) Afirma ser Dios (2 Tesalonicenses 2:4)
Es el León de Judá (Apocalipsis 5:5) Tiene Boca como de León (Apocalipsis 13:2)
Hace un Pacto de Paz con Israel (Ezequiel Hace un pacto de paz con Israel (Daniel 9:27)
37:26)
Hace que los Hombres adoren a Dios Hace que los Hombres Adoren a Satanás
(Apocalipsis 1:6) (Apocalipsis 13:3-4)
Seguidores Sellados en la Frente Seguidores Sellados en la Frente o en la Mano
(Apocalipsis 7:3-4; 14:1) Derecha (Apocalipsis 13:16-18)
Nombre digno (Apocalipsis 19:16) Nombres Blasfemos (Apocalipsis 13:1)
Casado con una Novia Virtuosa Casado con una Vil Prostituta (Apocalipsis
(Apocalipsis 19:7-10) 17:3-5)
Coronado con Muchas Coronas Coronado con Diez Coronas (Apocalipsis 13:1)
(Apocalipsis 19:12)
Es el Rey de reyes (Apocalipsis 19:16) Se llama "el rey" (Daniel 11:36)
Se Sienta en un Trono (Apocalipsis 3:21; Se Sienta en un Trono (Apocalipsis 13:2;
12:5; 20:11) 16:10)
Espada Afilada de su Boca (Apocalipsis Inclinarse en su Mano (Apocalipsis 6:2)
19:15)
Monta un Caballo Blanco (Apocalipsis Monta un caballo blanco (Apocalipsis 6:2)
19:11)
Tiene un Ejército (Apocalipsis 19:14) Tiene un Ejército (Apocalipsis 6:2; 19:19)
Muerte violenta (Apocalipsis 5:6; 13:8) Muerte Violenta (Apocalipsis 13:3)
Resurrección (Mateo 28:6) Resurrección (Apocalipsis 13:3,14)
Segunda Venida (apocalipsis 19:11-21) Segunda Venida (Apocalipsis 17:8)
Reino mundial de 1000 años (Apocalipsis Reino Mundial de 3 años y medio (Apocalipsis
20:1-6) 13:5-8)
Parte de una Santa Trinidad (Padre, Hijo y Parte de una Trinidad Impía (Satanás, el
Espíritu Santo) (2 Corintios 13:14) Anticristo y el Falso Profeta) (Apocalipsis 13)

La Aparición del Anticristo


El Anticristo debutará en el escenario mundial al comienzo de la Tribulación
después del Rapto. Uno solo puede imaginar el caos y la confusión que se
apoderarán del mundo después del Rapto y el grito desesperado de que alguien
controle las cosas.
Arthur Bloomfield también conecta la llegada del Anticristo a una gran crisis.
“Los grandes hombres de la historia, famosos e infames, son producto de su
época. Y aunque no podemos excluir la soberanía de Dios, es fácil ver por qué el
éxito o el fracaso a veces nacen de tiempos y circunstancias propicias. El mismo
Anticristo será un producto de su tiempo. Una figura tan sensacional solo podía
salir de tiempos sensacionales. Una crisis mundial producirá el Anticristo ". 174

Chuck Swindoll describe el ascenso del Anticristo a raíz del Rapto.

Este hombre emergerá después del Rapto, probablemente para calmar las
caóticas aguas turbulentas por la inexplicable partida de tantos cristianos.
Estará preparado y listo para hablar. Se presentará no solo ante una nación
sino ante un mundo y ganará su aprobación. Como Hitler, emergerá en una
escena de tal caos político y económico que la gente lo verá como un hombre
con visión, con respuestas pragmáticas y poder para unir al mundo. 175
Según 2 Tesalonicenses 2:6-7, el Anticristo solo puede ser revelado cuando el
Espíritu Santo es quitado en el Rapto. “El que ahora refrena” se refiere al Espíritu
Santo obrando en y a través de la iglesia. El hecho de que el limitador debe ser
quitado antes de que el Anticristo pueda ser revelado nos dice que “Satanás debe
esperar el tiempo de Dios, por lo que es derrotado antes de que comience su
asalto final contra Dios. No puede hacer su movimiento hasta que Dios libere el
poder restrictivo del Espíritu Santo que habita en la iglesia ". Satanás no sabe el
176

momento exacto del regreso de Cristo o cuándo se quitará la restricción, por lo


que debe tener un candidato potencial para el Anticristo listo en cada generación.
Además, dado que la identidad del Anticristo no se puede conocer hasta después
del Rapto, nadie debería dedicar tiempo a tratar de averiguar quién es o
proponer posibles candidatos. Todos estos intentos son especulativos e inútiles.
Me gusta decirle a la gente: "Si alguna vez averiguas quién es el Anticristo, tengo
malas noticias: te has quedado atrás".

Los Atributos del Anticristo


Apocalipsis 13, que utiliza la imagen de una bestia del mar, describe con gran
detalle al gobernante mundial venidero. Gran parte de lo que se revela sobre el
Anticristo en Apocalipsis 13 y también en Apocalipsis 17 se basa en lo que
escribió el profeta Daniel y lo amplifica. Poniendo a Daniel y Apocalipsis juntos,
podemos desarrollar un perfil de carácter para este gobernante mundial final.
Será el líder más increíble que el mundo haya conocido. A. W. Pink escribe:

Durante seis mil años, Satanás ha tenido plena oportunidad de estudiar la


naturaleza humana caída, descubrir sus puntos más débiles y aprender la
mejor manera de hacer que el hombre cumpla sus órdenes. El diablo sabe
muy bien cómo deslumbrar a la gente con la atracción del poder. . . . Sabe
cómo satisfacer el ansia de conocimiento. . . . Puede deleitar el oído con
música melodiosa y el ojo con una belleza fascinante. . . . Él sabe cómo exaltar
a los hombres a vertiginosas alturas de grandeza y fama mundanas, y cómo
controlar esa grandeza para que pueda ser empleada contra Dios y su
pueblo. 177

John Phillips graba esta escalofriante descripción:

El mundo delirara de deleite ante su manifestación. Será la aparente


respuesta a todas sus necesidades. Se llenará de toda la plenitud de Satanás.
Guapo, con una personalidad encantadora, desenfadada y despreocupada,
un genio, magníficamente en casa en todas las disciplinas científicas,
valiente como un león y con un aire de misterio a su alrededor para provocar
la imaginación o enfriar la sangre como la ocasión puede servir, un brillante
conversador en una veintena de lenguas, un orador que cautiva el alma, será
el ídolo de toda la humanidad. 178

Si bien hay muchos atributos y actividades del Anticristo, aquí están seis de las
principales características de identificación del Anticristo venidero.
Será un Gentil, no un Judío 179

Una de las preguntas más frecuentes y debatidas sobre el Anticristo es su origen


étnico. Ya en el siglo II d.C., los eruditos escribían sobre este tema. El debate surge
de cómo los lectores interpretan el prefijo “anti-” delante del nombre Cristo. Por
un lado, si "anti-" significa oponerse a Cristo como el gobernante de la potencia
mundial gentil, entonces el Anticristo es probablemente un gentil. Por otro lado,
si “anti-” significa en lugar de Cristo como un falso mesías, entonces muchos
dirían que esto hace que sea más probable que él sea judío. Primero
consideremos el caso presentado a favor de un Anticristo judío.
La opinión constante de la iglesia durante las últimas décadas del siglo II fue
que el Anticristo sería un falso mesías judío de la tribu de Dan. Ireneo (c. 120–
202) sostuvo este punto de vista. Basó su conclusión en Jeremías 8:16 y el hecho
de que Apocalipsis 7:4-8 omite la tribu de Dan de la lista de las tribus de Israel.
Algunos también apelan a la profecía de Jacob con respecto a Dan en Génesis
49:17: “Será Dan serpiente en el camino, serpiente cornuda en el camino, que
muerde los talones del caballo, y el jinete cae hacia atrás”. La serpiente allí se
interpreta como Satanás, y luego se relaciona con lo que dice Apocalipsis 13
sobre el Anticristo. Más tarde, Jerónimo (331–420 d. C.) también sostuvo este
punto de vista.

La otra Escritura específica que se usa con mayor frecuencia para corroborar
la herencia judía del Anticristo es la versión King James de Daniel 11:37, que dice:
“Ni mirará al Dios de sus padres. . . . " Aquellos que sostienen que el Anticristo es
judío creen que su rechazo del "Dios de sus padres" prueba su judaísmo. Todo el
argumento se basa en la frase "el Dios de sus padres".
Sin embargo, existen algunos desafíos al argumento de que el Anticristo es
judío. Primero, no está claro por qué se omite a Dan de la lista de tribus en
Apocalipsis 7:4-8. La mejor explicación que conozco es que Dan fue la primera
tribu en ir a la idolatría después de que la gente se mudó a la Tierra Prometida
(Jueces 18).180

Segundo, Daniel 11:37 podría aplicarse igualmente a un gentil cuyos padres


eran seguidores de Cristo como a padres de herencia judía. De manera similar,
en 1 Juan 2:18-19 donde aparece el título “Anticristo”, el problema es la apostasía
del cristianismo, no del judaísmo. En su forma más básica, Daniel 11:37
simplemente dice que el Anticristo rechazará totalmente cualquier religión que
practicaran sus antepasados. Además, la mayoría de las traducciones de la Biblia
más recientes (ASV, RSV, y NIV ) traducen la palabra Dios ( elohim ) como "dioses".
Como observa Arnold Fruchtenbaum, “En todo el contexto, Daniel 11:36-39, el
término dios se usa un total de ocho veces. En el texto hebreo, seis de estas veces
está en singular y dos veces en plural, una de las cuales es la frase del versículo
37. El mismo hecho de que la forma plural de 'dios' se usa en un contexto donde
el singular es encontrado en la mayoría de los casos hace que esto sea una
referencia a las deidades paganas y no una referencia al Dios de Israel". La 181

Septuaginta, la traducción griega del Antiguo Testamento, también usa el plural


"dioses". Estas traducciones reflejan más fielmente el texto hebreo. 182

Como puede ver, sin importar su traducción, el versículo clave —Daniel


11:37— usado por aquellos que creen que el Anticristo es judío está lejos de ser
concluyente. En cambio, tiene más sentido que el Anticristo venidero sea un
gentil. Creo que la Biblia enseña esto claramente. Hay al menos cuatro buenas
razones para esta conclusión.
Primero, la tipología bíblica apunta al origen gentil del Anticristo. La única
persona histórica que se identifica específicamente como un "tipo" o vista previa
de la persona y obra del Anticristo es Antíoco Epífanes, que fue un monarca sirio
en el siglo II a. C. Antíoco ha sido apropiadamente apodado el "Anticristo del
Antiguo Testamento". Proporciona un adelanto de cómo será el Anticristo. Si el
precursor del Anticristo fue un gentil, entonces tiene sentido que el Anticristo
también sea un gentil.

En segundo lugar, el origen del Anticristo está simbolizado por la bestia en


Apocalipsis 13: 1: "Entonces vi una bestia que se levantaba del mar". La palabra
mar cuando se usa simbólicamente en el libro de Apocalipsis y el resto de la
Escritura simboliza las naciones gentiles. Esto se confirma en Apocalipsis 17:15
donde “las aguas. . . representan masas de personas de todas las naciones y
lenguas ". Alternativamente, la palabra mar podría significar "el abismo" o "el
abismo" (11:7; 17:8). Si esto es cierto, entonces el hecho de que salga del mar
estaría describiendo su origen satánico y demoníaco del inframundo.
En tercer lugar, el Anticristo se presenta en las Escrituras como el gobernante
final del poder mundial gentil. Su reinado es la fase final de los “tiempos de los
gentiles” y su gobierno sobre Israel (Lucas 21:24). Se sentará en el trono del
último imperio mundial y levantará el puño en el rostro de Dios. No parece
probable que un judío sea el último gobernante mundial del poder gentil.
Cuarto, una de las principales actividades del Anticristo será perseguir al
pueblo judío, invadir Israel y profanar el Templo judío reconstruido (Daniel 7:25;
9:27; 11:41, 45;2 Tesalonicenses 2: 4; Apocalipsis 11).: 2; 12:6; 13:7). No tiene
sentido que un judío sea el gran perseguidor final de su propio pueblo. Los
gentiles siempre han liderado el camino en la persecución de los judíos. Por estas
razones, creo que el Anticristo será un gentil.
Hipnotizará al Mundo con sus Palabras (Daniel 7:8, 11; 11:36; Apocalipsis
13: 5)
El Anticristo inspirará al mundo entero con su carisma y elocuencia. Una y otra
vez, los pasajes bíblicos llaman la atención sobre su boca que habla grandes
palabras. Cuando habla, todos los demás lo escucharán. Como dice AW Pink,

Tendrá una boca para hablar cosas grandiosas. Tendrá un perfecto dominio
y fluidez del lenguaje. Su oratoria no solo ganará atención sino respeto.
Apocalipsis 13:2 declara que su boca es "como la boca de un león", que es
una expresión simbólica que habla de la majestad y los efectos asombrosos
de su voz. La voz de un león supera a la de cualquier otra bestia. De modo
que el Anticristo superará a los oradores antiguos y modernos. 183

Se Levantará de la Oscuridad como un Gran Pacificador (Daniel 9:27;


Apocalipsis 17:11-12)
El Anticristo emergerá de una relativa oscuridad para tomar por asalto la escena
política internacional. No atraerá mucha atención cuando entre por primera vez
en la arena política. Daniel 7:8 lo caracteriza como el "cuerno pequeño" entre los
diez cuernos en un Imperio Romano reunificado. Pero rápidamente se elevará en
las filas y será elegido por un grupo de diez para gobernar todo el imperio
(Apocalipsis 17:13). Será el consumado unificador y diplomático. Adquirirá
poder utilizando el sigilo de la diplomacia. Su plataforma será la paz y la
prosperidad. Emergiendo con una rama de olivo en la mano, soldará fuerzas
opuestas con facilidad. Los sueños de las Naciones Unidas se harán realidad en
sus políticas políticas. Incluso resolverá temporalmente la situación política del
Medio Oriente, lo que bien puede hacerle ganar elogios como el Premio Nobel o
ser ungido hombre del año por la revista TIME. Traerá tal paz al Medio Oriente
que el área del Monte del Templo en Jerusalén será devuelta a la soberanía judía
(Daniel 9:27). Sin duda, será aclamado como el mayor pacificador que el mundo
haya visto jamás.
Él Establecerá una Economía Mundial (Daniel 11:43; Apocalipsis 13:16-17)
El Anticristo será el director ejecutivo de la economía mundial de Satanás.
Establecerá tasas de interés, precios, valores de acciones y niveles de oferta.
Todo será nacionalizado o internacionalizado y puesto bajo su control personal.
Con el caos creado por el Rapto y el colapso de la economía mundial predicho en
Apocalipsis 6:5-6, la gente estará dispuesta a entregar todo el poder a un solo
hombre. Al igual que los alemanes se volvieron hacia Hitler después de la
inflación galopante en la Alemania de Weimar, el mundo se volverá hacia el
hombre que parece tener respuestas para los abrumadores problemas que
enfrentan. Desde el punto medio de la Tribulación hasta la segunda venida de
Cristo, nadie podrá comprar o vender sin el permiso del Anticristo (Apocalipsis
13:16-17). La gente de todo el mundo se verá obligada a tomar su marca. Su
economía mundial estará a cargo de su compinche, el falso profeta (Apocalipsis
13:11-18).

Él Gobernará el Mundo (Apocalipsis 6:2; 13:2)


En el punto medio de la Tribulación, la máscara del Anticristo se desprenderá y
reemplazará su rama de olivo con una espada. Subyugará al mundo entero. Toda
la grandeza de Alejandro y Napoleón palidecerá en comparación con él. Nadie
podrá interponerse en el camino de su conquista. Él aplastará todo y a todos
antes que él. Será el último gran César sobre el Imperio Romano. "¿Quién como
la bestia, y quién podrá hacerle la guerra?" (Apocalipsis 13:4).
Afirmará ser Dios (2 Tesalonicenses 2:4; Apocalipsis 13:8)
El Anticristo, el prodigio de Satanás, logrará lo que ningún otro líder religioso ha
logrado. Hará lo que ni Mahoma ni Buda ni ningún papa han podido hacer jamás:
unir al mundo en la adoración. Todas las religiones del mundo se unirán en la
adoración de un solo hombre. Proclamará que él es Dios y requerirá que el
mundo lo adore (2 Tesalonicenses 2:4; Apocalipsis 13:8).
¡Piensa en el genio, el poder y el engaño que se necesitarán para lograrlo! La
religión divide a tanta gente. Algunas personas tienen sentimientos muy fuertes
al respecto y se enojan y frustran fácilmente con quienes no están de acuerdo
con ellos. La religión separa. Pero todo eso cambiará algún día, y la preparación
está en marcha para aceptar la adoración de un hombre. El mundo, como nunca
antes, está buscando un gran líder, un mesías, un salvador que resuelva los
profundos predicamentos que enfrenta la tierra hoy. El planeta va camino de
adorar al ídolo supremo.

John Phillips describe al Anticristo de esta manera:

El Anticristo será una figura atractiva y carismática, un genio, un encantador


de hombres controlado por demonios, enseñado por el diablo. Tendrá
respuestas a los horrendos problemas de la humanidad. Será todo para
todos los hombres: un estadista político, un león social, un mago financiero,
un gigante intelectual, un engañador religioso, un orador magistral, un
organizador talentoso. Será la obra maestra del engaño de Satanás, el falso
mesías del mundo. Con un entusiasmo ilimitado, las masas lo seguirán y lo
entronizarán fácilmente en sus corazones como el salvador y dios del
mundo. 184

Para visualizar mejor al Anticristo, Harold Willmington ofrece esta útil


analogía. El próximo gobernante mundial poseerá los siguientes rasgos:
 El liderazgo de Washington y Lincoln
 La elocuencia de un Franklin Roosevelt
 El encanto de un Teddy Roosevelt
 El carisma de un Kennedy
 La popularidad de un Ike
 La astucia política de Johnson
 El intelecto de un Jefferson
185

Anticristo Abreviado
Hay mucho más que decir sobre la venida del Anticristo. Sin embargo, en aras de
la brevedad, aquí hay dos listas que describen con más detalle cuándo aparecerá,
qué hará, cómo será y cómo llegará a su fin.

Actividades del Anticristo 186

1. Aparecerá en “el tiempo del fin” de la historia de Israel (Daniel 8:17).


2. Su manifestación señalará el comienzo del Día del Señor (2 Tesalonicenses
2:1-3).
3. Esta manifestación está siendo obstaculizada actualmente por el "freno" (2
Tesalonicenses 2:3-7).
4. Su ascenso al poder vendrá a través de programas de paz (Apocalipsis 6:2).
Hará un pacto de paz con Israel (Daniel 9:27). Este evento marcará el
comienzo de la Tribulación de siete años. Más tarde romperá ese pacto en
su punto medio.
5. Cerca de la mitad de la Tribulación, el Anticristo será asesinado o asesinado
violentamente (Apocalipsis 13:3, 12, 14).
6. Descenderá al abismo (Apocalipsis 17:8).
7. Resucitará (Apocalipsis 11:7; 13:3, 12, 14; 17:8).
8. El mundo entero se asombrará y lo seguirá (Apocalipsis 13:3).
9. Será totalmente controlado y energizado por Satanás (Apocalipsis 13:2-5).
10. Asesinará a tres de los diez reyes del Imperio Romano reunificado (Daniel
7:24).
11. Los reyes le darán toda la autoridad (Apocalipsis 17:12-13).
12. Invadirá la tierra de Israel y profanará el Templo reconstruido (Daniel
9:27; 11:41; 12:11; Mateo 24:15; Apocalipsis 11:2).
13. Perseguirá y perseguirá sin piedad al pueblo judío (Daniel 7:21, 25;
Apocalipsis 12:6).
14. Se instalará en el templo como Dios (2 Tesalonicenses 2:4).
15. Será adorado como Dios durante tres años y medio (Apocalipsis 13:4-8).
16. Su reclamo de deidad estará acompañado de grandes señales y maravillas
(2 Tesalonicenses 2:9-12).
17. Hablará grandes blasfemias contra Dios (Daniel 7:8; Apocalipsis 13:6).
18. Él gobernará el mundo política, religiosa y económicamente durante tres
años y medio (Apocalipsis 13:4-8, 16-18).
19. Será promovido por una segunda bestia que guiará al mundo en su
adoración (Apocalipsis 13:11-18).
20. Requerirá que todos reciban su marca (666) para comprar y vender
(Apocalipsis 13:16-18).
21. Establecerá su capital política y económica en Babilonia (Apocalipsis 17).
22. Él y los diez reyes destruirán Babilonia (Apocalipsis 18:16).
23. Matará a los dos testigos (Apocalipsis 11:7).
24. Reunirá a todas las naciones contra Jerusalén (Zacarías 12:1-2; 14:1-3;
Apocalipsis 16:16; 19:19).
25. Luchará contra Cristo cuando regrese a la tierra y sufra una derrota total
(Apocalipsis 19:19-20).
26. Será arrojado vivo al lago de fuego (Daniel 7:11; Apocalipsis 19:20).

Diez Claves Principales para la Identidad del Anticristo

1. No será reconocido hasta después del Rapto de los creyentes al cielo.


2. Comenzará de manera insignificante y luego se elevará a la prominencia
mundial como el flautista de la paz internacional.
3. Será un líder mundial gentil del área geográfica del Imperio Romano.
4. Gobernará sobre el Imperio Romano reunificado (el Imperio Romano
"Profano").
5. Hará un pacto de paz de siete años con Israel.
6. Será asesinado y volverá a la vida.
7. Romperá su tratado con Israel en el punto medio de la Tribulación e
invadirá la tierra.
8. Se sentará en el Templo de Dios y se declarará Dios.
9. Profanará el templo de Jerusalén colocando una imagen de sí mismo en él.
10. Gobernará el mundo política, económica y religiosamente durante tres
años y medio.

Conclusión
Como puede ver, las Escrituras enseñan que hay un oponente humano final y
futuro de Jesucristo que se levantará durante la Tribulación. Durante siete años
capturará los titulares mundiales, dominará la geopolítica e implementará sus
planes. Él encarnará el mal como un enemigo visible y vigoroso de Jesucristo. Sin
embargo, en la batalla final cuando Cristo regrese, será derrotado y Cristo
establecerá Su Reino en la tierra.

La enseñanza de las Escrituras sobre el Anticristo no se da para ponernos


ansiosos sino para hacernos conscientes. Dios nos ha revelado esta información,
no para que nos preocupemos por el Anticristo o para especular
imprudentemente sobre su identidad, sino para mostrarnos hacia dónde se
dirige este mundo y asegurarnos que Dios todavía tiene el control. Nuestra
conciencia de la victoria final de Dios sobre el Anticristo y el mal les asegura a los
creyentes que tanto el presente como el futuro están firmemente en manos de
Dios.
Capítulo 21

El Último Falso Profeta

R EVELACIÓN 13 DESCRIBE a los dos líderes mundiales que se levantarán en los últimos
tiempos. Estos dos hombres se llaman "bestias" o animales salvajes para
enfatizar su naturaleza cruel y viciosa. Apocalipsis 13:1-10 describe los atributos
y actividades de la bestia que se eleva del mar. El es el Anticristo. Warren
Wiersbe resume su retrato con cinco palabras clave: herida (13:3a), maravilla
(13:3b), adoración (13:4, 8), palabras (13:5) y guerra (13:6-10). ). 187

El Anticristo, sin embargo, no subirá al poder solo. Apocalipsis 13:11-18


presenta una segunda bestia que sale de la tierra. También conocido como el
"falso profeta", será el lugarteniente del Anticristo, preparando el camino y
catapultándolo al poder y al éxito sin precedentes. Mediante asombrosos
milagros, señales y prodigios, el falso profeta convencerá al mundo de que el
Anticristo es el líder que han estado buscando, el hombre con un plan, el hombre
que puede resolver los problemas del mundo.

Tanto el Anticristo como el falso profeta recibirán energía del infierno. Las
Escrituras indican que Satanás será el poder supremo detrás del Anticristo.
Satanás (el dragón) da su autoridad a la Bestia (Apocalipsis 13:2, 4). El mismo
Satanás morará, energizará y controlará al Anticristo. Asimismo, se describe al
falso profeta hablando con la voz de un dragón, que es una imagen de Satanás
(13:11). Esto indica que el falso profeta es un vocero inmundo de Satanás.
El mundo siempre ha tenido falsos profetas y falsos maestros. Uno de los
principales métodos de operación de Satanás es usar falsos mensajeros para
falsificar y corromper el mensaje de Dios. Pero esta estrategia de Satanás
aumentará dramáticamente en los últimos tiempos. 188

La Biblia dice que en los últimos días del planeta tierra, muchos falsos profetas
realizarán grandes señales y maravillas y arrojarán mentiras (Mateo 24:24). En
esta masa de engaños, un falso profeta se elevará por encima de todos los demás
en su capacidad para captar la atención del mundo. Aunque se ha escrito mucho
sobre el Anticristo, comparativamente poco se ha escrito sobre el falso profeta.
Sin embargo, es una figura central en los próximos eventos de la Tribulación. En
este capítulo veremos algunas de las características del falso profeta.
El Espíritu Impío
Se le llama "el falso profeta" tres veces en Apocalipsis (16:13; 19:20; 20:10) y
también se le conoce como la segunda bestia en Apocalipsis 13:11-18. Él es la
última persona en la trinidad impía del fin de los tiempos (Apocalipsis 16:13; 19:
20–20:2; 20:10). Así como el Espíritu Santo da gloria a Cristo y señala a los
hombres hacia Él, el falso profeta glorificará al Anticristo y hará que la gente
confíe en él y lo adore. Como dice Donald Gray Barnhouse, “El diablo está
haciendo su último y mayor esfuerzo, un esfuerzo furioso, para ganar poder y
establecer su reino sobre la tierra. No sabe nada mejor que imitar a Dios. Dado
que Dios ha triunfado por medio de una encarnación y luego por medio de la obra
del Espíritu Santo, el diablo obrará por medio de una encarnación en el Anticristo
y por el espíritu impío”. En la trinidad del infierno, Satanás es un Padre falso
189

(anti-Padre), el Anticristo es un Hijo falso (anticristo) y el falso profeta es una


falsificación del Espíritu Santo (anti-Espíritu). Esta es la trinidad infernal.

Aquí hay cinco formas clave en las que el falso profeta falsifica el ministerio
del Espíritu Santo:

Espíritu Santo Falso Profeta


Señala a los hombres a Cristo Señala a los hombres al Anticristo
Instrumento de la revelación divina Instrumento de revelación satánica
Sella a los creyentes a Dios Marca a los incrédulos con el número del Anticristo
Construye el cuerpo de Cristo Construye el imperio del Anticristo
Ilumina a los hombres con la verdad Engaña a los hombres por milagros

El Satánico Juan el Bautista


Mientras que el Anticristo será principalmente una figura militar y política, el
falso profeta será una figura religiosa. Será una especie de "Juan el Bautista
satánico" preparando el camino para la venida del Anticristo. El falso profeta
será el principal propagandista y portavoz de la Bestia. Dirigirá al mundo en la
falsa adoración de su emperador. El Anticristo y el falso profeta se mencionan
juntos en cuatro lugares en Apocalipsis.

1. Apocalipsis 13:1-18 Comparten un objetivo común.


2. Apocalipsis 16:13-14 Comparten una agenda común para el mundo.
3. Apocalipsis 19:20 Comparten una oración común.
4. Apocalipsis 20:10 Comparten un destino común.

Thomas Ice y Timothy Demy notan esta estrecha conexión: “El Anticristo y el
Falso Profeta son dos individuos separados que trabajarán hacia una meta
común y engañosa. Sus roles y relaciones serán los que eran comunes en el
mundo antiguo entre un gobernante (Anticristo) y el sumo sacerdote (Falso
Profeta) de la religión nacional ". 190

Hechos sobre el Falso Profeta


Apocalipsis 13:11-18 enfatiza tres hechos clave sobre el falso profeta: su
apariencia engañosa, su autoridad diabólica y su actividad mortal.
Su apariencia engañosa (Apocalipsis 13:11)
“Entonces vi que otra bestia subía de la tierra. Tenía dos cuernos como los de un
cordero, pero hablaba con voz de dragón”. Las descripciones contradictorias
aquí — una bestia salvaje, un cordero y un dragón — reflejan el engaño total del
falso profeta.

Tiene la naturaleza de Es hostil al rebaño de Dios. Devasta al pueblo de Dios.


una Bestia Salvaje.
Tiene la apariencia de Parece gentil, tierno, apacible e inofensivo. Nadie le teme a un
un Cordero. cordero.
Tiene la voz de un Él es la voz del infierno mismo que eructa las ardientes mentiras
Dragón. de Satanás. Cuando habla, se convierte en el portavoz de Satanás.

John Phillips resume la apariencia engañosa y el enfoque mortal del falso profeta:

El atractivo dinámico del falso profeta residirá en su habilidad para


combinar la conveniencia política con la pasión religiosa, el interés propio
con la filantropía benevolente, el sentimiento elevado con sofisma
descarada, la perogrullada moral con una autocomplacencia desenfrenada.
Sus argumentos serán sutiles, convincentes y atractivos. Su oratoria será
hipnótica, porque podrá hacer llorar a las masas o hacerlas frenéticas. . . . Su
atractivo mortal residirá en el hecho de que lo que dice sonará tan correcto,
tan sensato, tan exactamente lo que los hombres no regenerados siempre
han querido escuchar. 191

Al igual que los hábiles propagandistas a lo largo de la historia, el falso profeta


no será lo que parece. Será una mezcla peligrosa y una contradicción. Venderá la
visión del Anticristo, haciéndola agradable.
Su Autoridad Diabólica (Apocalipsis 13:12)
La segunda bestia tendrá una gran autoridad delegada por el Anticristo. Ejercerá
“toda la autoridad de la primera bestia” (Apocalipsis 13:12).
La misión del falso profeta será usar esa autoridad para hacer que el mundo
adore al Anticristo. Llevará a cabo los planes y deseos del Anticristo y dirigirá el
culto mundial del culto al Anticristo. Satanás le dará poder al falso profeta, así
como le dará poder al Anticristo. Como Joseph Goebbels con Hitler, el falso
profeta será inspirado por la misma autoridad y compartirá la misma agenda
diabólica que el Anticristo.
Su Actividad Mortal (Apocalipsis 13:13-18)
En la ganadería hay un animal especial conocido como la cabra Judas que se usa
para pastorear animales. Nombrado en honor a Judas Iscariote, el traidor de
Cristo, esta cabra está entrenada para mezclarse con las ovejas y guiarlas, a
menudo en corrales y camiones. Una de las funciones de esta cabra es llevar a la
oveja desprevenida al matadero. Como una cabra de Judas, el falso profeta
ganará la confianza del mundo y cautivará a las masas, mientras las lleva a su
destrucción. Seducirá al mundo con sus palabras y asombrará al mundo con sus
maravillas. En esta sección se presentan seis actividades mortales del falso
profeta. Estas actividades revelan cómo usará su influencia y experiencia
durante los días de la Gran Tribulación.
1. SALGA DE LA TIERRA (APOCALIPSIS 13:11)
Los eruditos bíblicos no están de acuerdo sobre la etnia del falso profeta. Algunos
creen que será judío, mientras que otros sostienen que será gentil. Aquellos que
creen que será de ascendencia judía señalan Apocalipsis 13:11. La primera bestia
o Anticristo sale del mar, lo que puede indicar que es un gentil. La segunda bestia
o falso profeta, por otro lado, sale de la tierra o de la tierra. Los defensores de un
falso profeta judío interpretan la palabra tierra como una referencia a la tierra
de Israel, de modo que si la bestia "sube de la tierra", debe ser judío.
Si bien es posible que la tierra se refiera a Israel, parece mejor ver la palabra
tierra en contraste con el cielo. Por lo tanto, es mejor ver al falso profeta como
un gentil al igual que la primera bestia. Dado que la segunda bestia trabaja tan
estrechamente con el Anticristo, a quien creo que es un gentil, tiene más sentido
que él también sea un gentil. Juntos persiguen al pueblo judío, por lo que es
dudoso que el falso profeta esté persiguiendo a su propio pueblo. Su salida de la
tierra está destinada a contrastarlo con el Espíritu Santo que desciende del cielo.
El falso profeta es "terrenal" en el sentido más amplio de la palabra. La tierra es
su dominio y único foco. No obstante, tenemos que admitir que la Biblia no es
concluyente en este asunto.
2. HABERÁ HACER FUEGO DEL CIELO Y REALIZARÁ OTROS MILAGROS
(APOCALIPSIS 13:13-14)
El falso profeta imitará los milagros de los dos testigos al igual que los magos
egipcios falsificaron los milagros de Moisés (Éxodo 7:11-13, 22; 8:7; Apocalipsis
11:4-6). “Aunque este es un evento futuro, la lección que debemos aprender para
nuestros días es que uno debe ejercitar el discernimiento, especialmente en el
área de la religión, incluso cuando los milagros parecen reivindicar al
mensajero”. 192

3. LE ERRARÁ UNA IMAGEN AL ANTICRISTO PARA QUE TODO EL MUNDO


LA ADORAR (APOCALIPSIS 13:14-15)
Esta imagen, llamada abominación desoladora, será colocada en el templo de
Jerusalén (Mateo 24:15). Como la imagen de Nabucodonosor en la llanura de
Dura (Daniel 3), todos tendrán que inclinarse ante esta imagen o morir.
4. EL LEVANTARÁ AL ANTICRISTO DE LOS MUERTOS (APOCALIPSIS 13:14)
Si bien esto no se establece explícitamente en el texto, está fuertemente implícito.
Apocalipsis 13 menciona la muerte y resurrección del Anticristo tres veces
(versículos 3, 12, 14), y se menciona nuevamente en Apocalipsis 17:8. Dado que
el falso profeta es un hacedor de milagros que engaña al mundo, es probable que
Satanás use al falso profeta como su instrumento humano para resucitar al
Anticristo.
5. LE DARÁ VIDA A LA IMAGEN DE LA BESTIA (APOCALIPSIS 13:15)
La imagen que se erige en honor de la Bestia será diferente a cualquier otra
imagen jamás creada. Como algo salido de una película de ciencia ficción o de
Twilight Zone, la estatua estará animada. Hablará y respirará. El engaño de
Satanás alcanzará su cenit bajo el gobernante mundial final y su apasionado
promotor.
6. ÉL CONTROLARÁ EL COMERCIO MUNDIAL EN NOMBRE DE LA BESTIA
FORZANDO A TODOS A TOMAR LA MARCA DE LA BESTIA (APOCALIPSIS
13:16)
El logro supremo del falso profeta será el registro global de todas las personas.
Utilizará una economía totalmente controlada para asegurar el gobierno de la
primera bestia, el Anticristo. Nadie podrá comprar o vender sin jurar lealtad a la
Bestia, recibir su marca y someterse al sistema de registro global.
Apocalipsis 13:16-17 establece el programa económico del falso profeta. “16 Y
hacía que a todos, pequeños y grandes, ricos y pobres, libres y esclavos, se les
pusiese una marca en la mano derecha, o en la frente; 17 y que ninguno pudiese
comprar ni vender, sino el que tuviese la marca o el nombre de la bestia, o el número
de su nombre.”.
Note el alcance universal de su control. Se extiende a "todos". Ejercerá un
control férreo sobre los fundamentos básicos de cualquier economía: la oferta
(nadie podrá vender) y la demanda (nadie podrá comprar).
Nadie podrá comprar en el centro comercial, comer en un restaurante,
repostar en gasolineras, pagar facturas de servicios públicos, comprar alimentos,
surtir recetas, pagar para cortar el césped o pagar la hipoteca sin la marca de la
Bestia. Es la marca registrada de Tribulación.

Conclusión

Las dos bestias del fin de los tiempos trabajarán en conjunto para gobernar el
imperio mundial final. Serán completamente energizados por Satanás, formando
una trinidad impía con él que engañará al mundo. El mal humano se concentrará
y se encarnará en estos dos hombres como en ningún otro momento de la
historia. Conocer el plan de Dios para la historia de antemano les da a los
creyentes la confianza de que Dios finalmente triunfará sobre el mal, incluso la
mayor concentración de mal bajo el Anticristo y el falso profeta. Esto debería
calmar nuestros corazones y llenarnos de esperanza incluso cuando el mal está
desenfrenado y, a menudo, parece fuera de control.

Diez Características que Identifican al Falso Profeta de Apocalipsis 13

Surge de la tierra (13:11)


Controla los asuntos religiosos con lenguaje engañoso (13:11)
Motivado por Satanás, el dragón (13:11)
Promueve la adoración de la primera bestia (13:12)
Realiza señales y milagros (13:13)
Engaña al mundo entero (13:14)
Empodera la imagen de la Bestia (13:15)
Mata a todos los que se niegan a adorar (13:15)
Controla todo el comercio económico (13:17)
Controla la marca de la Bestia (13:17, 18)
Capítulo 22

Jinetes en la Tormenta

Los Juicios de los Siete Sellos


EL LIBRO DE APOCALIPSIS MUESTRA cómo Jesucristo, por medio del juicio, llega a ser Rey.
El juicio que finalmente conduce al establecimiento de ese Reino comienza en
Apocalipsis 6: 1 con la apertura del primer sello del rollo. Este es el comienzo de
la Tribulación.
Antes de eso, Apocalipsis 4–5 presenta una escena en el cielo donde se
presenta un rollo de siete sellos. El rollo es un testamento o testamento que
contiene la herencia del Reino. En la antigüedad, un testamento fue asegurado
con siete sellos por las siete personas que presenciaron su ejecución. Los sellos
deben quitarse y el rollo debe abrirse para que el Señor Jesucristo herede el
Reino que Su Padre le ha dado (Salmo 2:8).

Cuando llegamos a Apocalipsis 6:1, la escena cambia dramáticamente. El tema


de Apocalipsis 4-5 es la adoración, pero el tema de Apocalipsis 6 es la ira. Juan es
transportado de regreso a la tierra para romper los siete sellos del rollo. No más
trono en el cielo. No más ángeles volando alrededor del trono. No más
veinticuatro ancianos echando sus coronas ante el trono. No más coros
celestiales cantando alabanzas al Creador y Redentor. Este es el comienzo de los
siete sellos, el comienzo del ascenso de Cristo a Su trono como Rey.

El Primer Sello: el Jinete de Caballo Blanco


Al romperse el primer sello, John obtiene su primer vislumbre de la futura
Tribulación y comienza la acción principal del fin de los tiempos. Ve a un jinete
solitario sobre un corcel blanco empeñado en conquistar: el primero de los
cuatro jinetes del Apocalipsis (Apocalipsis 6:1-2). Hay cuatro puntos de vista
principales sobre la identidad del primer jinete del Apocalipsis.
Punto de Vista # 1: Conquista Militar
Apocalipsis 6:2 dice que el jinete sale "Y miré, y he aquí un caballo blanco; y el que
lo montaba tenía un arco; y le fue dada una corona, y salió venciendo, y para
vencer. ". Algunos creen que este jinete representa la conquista militar que
conduce naturalmente al derramamiento de sangre, la pobreza y el hambre
simbolizados en los próximos tres jinetes. 193
Sin embargo, el siguiente caballo, el rojo, parece simbolizar claramente la
guerra y el derramamiento de sangre. Esta interpretación haría que los dos
primeros sellos fueran casi indistinguibles entre sí, lo que parece redundante e
innecesario. Además, el segundo sello quita la paz de la tierra (Apocalipsis 6: 4).
Para que el jinete quite la paz de la tierra, la paz primero debe existir allí. Por
tanto, la conquista del primer jinete debe representar una conquista incruenta y
una victoria a través de la diplomacia.
Punto de Vista # 2: La Proclamación del Evangelio
El primer caballo es blanco, el color a menudo asociado con Cristo o algo bueno
en Apocalipsis (1:14; 2:17; 3: 4, 5, 18; 6:11; 7:9, 13; 14:14; 19:11, 14; 20:11).
Además, el arco que sostiene el jinete a veces se usa como símbolo de la victoria
divina (Habacuc 3:9). Con base en estas imágenes, algunos ven al jinete del
caballo blanco como la predicación del evangelio de Cristo que obtendrá sus
victorias a pesar de un ambiente hostil y maligno. 194

El principal problema con este punto de vista es que los cuatro jinetes deben
interpretarse juntos como una especie de unidad. Y debemos recordar que todos
son juicios. Con esto en mente, sería extraño incluir la predicación eficaz del
evangelio entre los otros jinetes que no traen más que destrucción y devastación.
El hecho de que el jinete lleve un arco, que es un instrumento de guerra, también
es incompatible con la difusión del evangelio. Además, en el pasaje paralelo de
Mateo 24:4-8, Jesús describe los juicios de los cuatro jinetes como "el primero de
los dolores de parto". Que el jinete del caballo blanco represente la predicación
del evangelio parece fuera de lugar dado este contexto.
Punto de Vista # 3: Jesucristo
Una de las opiniones más populares es que este jinete representa a Cristo. Los
defensores sostienen que solo Cristo puede montar un caballo blanco. Como
mencioné anteriormente, en Apocalipsis, el blanco simboliza consistentemente
a Cristo o algo asociado con Él (1:14; 2:17; 3:4, 5, 18; 4:4; 6:11; 7:9, 13; 14:14;
19:11, 14; 20:11). Además, en Apocalipsis 19: 11-21, el jinete del caballo blanco
es claramente Cristo, entonces, ¿por qué no interpretar a este jinete de la misma
manera?
Creo que hay tres razones convincentes por las que el jinete del caballo blanco
no representa a Jesús. Primero, hay contrastes significativos entre los jinetes en
Apocalipsis 6:2 y Apocalipsis 19:11-19.
Jinete del Caballo Blanco Jinete del Caballo Blanco
(Apocalipsis 6:2) (Apocalipsis 19:11-19)

Lleva un arco sin flechas Empuña una espada


Lleva un stephanos o corona de victor Lleva muchas coronas: la diadema o corona
real
Inicia la guerra Destruye a sus enemigos y pone fin a la
guerra
Comienza la tribulación Culmina la tribulación

Este jinete tiene las marcas inconfundibles de una falsificación, y debemos


esperar que el Anticristo imite a Cristo.

En segundo lugar, los cuatro caballos y sus jinetes tienen una semejanza
esencial entre sí. Los otros tres jinetes son poderes malignos de tragedia y
destrucción. No tiene sentido poner a Cristo en el mismo estadio que los otros
tres jinetes.
195

Tercero, Cristo es el Cordero que abre los sellos en Apocalipsis 6: 1. Él es el


único digno de abrir los siete sellos (Apocalipsis 5: 2-8). Controla el contenido de
los sellos. Sería extraño para Él abrir los juicios de los sellos y también constituir
el contenido de uno de los sellos.
Punto de Vista # 4: El Anticristo
Dos puntos clave favorecen fuertemente la identificación de este jinete como el
dictador mundial venidero: el Anticristo. Primero, la evidencia más convincente
es la forma en que Apocalipsis 6–7 se asemeja a Mateo 24:4-14. Estos pasajes son
tan similares que a menudo se hace referencia a Mateo 24 como el "mini
Apocalipsis".

Paralelos entre Mateo 24: 4–14 y Apocalipsis 6–7


Mateo 24 Apocalipsis 6–7
Falsos Cristos (24:4-5) Jinete del caballo blanco (6:1-2)
Guerras y rumores de guerras (24:6-7) Jinete del caballo rojo (6:3-4)
Hambre (24:7) Jinete del caballo negro (6:5-6)
Hambrunas y plagas (24:7; Lucas 21:11) Jinete en el caballo pálido (6:7-8)
Persecución y martirio (24:9-10) Mártires (6:9-11)
Terrores y grandes señales cósmicas (Lucas 21:11) Terror (6:12-17)
Predicación mundial del evangelio (24:14) Ministerio de los 144.000 (7:1-8)

Ver Apocalipsis 6–7 como paralelo a Mateo 24:4-14 nos da la clave clave de los
mismos labios de Jesús para establecer la identificación de los jinetes. Los cuatro
jinetes representan movimientos importantes que estarán en acción al final de
los días. Para ser precisos, el jinete del caballo blanco es una ola de falsos mesías
que aparecerán después del Rapto. La repentina desaparición de todos los
verdaderos creyentes abrirá las compuertas para un estallido de engaños y falsos
Cristos que afirmarán tener las respuestas para el caos del mundo. Con el tiempo,
un hombre se destacará rápidamente por encima del resto. Será el cumplimiento
decisivo del jinete del caballo blanco, el último anti-Mesías. Lo conocemos mejor
como el Anticristo.
En segundo lugar, Apocalipsis 6: 2 dice, "se le dio una corona". Juan usa el
verbo fue dado (edothe) repetidamente en Apocalipsis (9:1, 3, 5; 13:5, 7, 14, 15). 196

Este verbo le permite al lector saber que Dios está en control y está dirigiendo
todos los eventos en Apocalipsis desde Su trono. Note que Apocalipsis 13 lo usa
con frecuencia para describir la forma en que Dios da poder al gobernante
mundial venidero. Esta noción de permiso divino encaja perfectamente con la
opinión de que el jinete del caballo blanco es el Anticristo.
Por estas razones, creo que el jinete es el falso mesías venidero que engañará
al mundo y los convencerá de que es un hombre de paz. Cabalgará al comienzo
de la Tribulación para traer paz en medio de la agitación y agitación global. La
imagen de Apocalipsis 6:2 apoya esta interpretación pacificadora. El jinete lleva
una corona de vencedor y tiene un arco, pero no flechas. Esta imagen parece
simbolizar una victoria incruenta. El arco indica la amenaza de guerra, pero
nunca se materializa porque el jinete obtiene la victoria a través de
negociaciones pacíficas. Él trae lo que el mundo desea más que cualquier otra
cosa: paz y seguridad mundial (1 Tesalonicenses 5:1-3). Esto encaja con el jinete
del caballo rojo que viene y toma la paz de la tierra (Apocalipsis 6:3-4). Esta paz
es traída a la tierra por el primer jinete del caballo blanco, el Anticristo.
Como dice Billy Graham, “¿Quién, entonces, es el jinete del caballo blanco? No
es Cristo, sino un engañador que busca capturar los corazones y las almas de
hombres y mujeres. Es alguien que busca que la gente lo reconozca como Señor
en lugar del verdadero Cristo ". David Jeremiah llama acertadamente a este
197

jinete "El Príncipe Oscuro sobre un Caballo Blanco". 198


El Segundo Sello: el Jinete del Caballo Rojo

Cuando el Cordero abre el segundo sello, Juan escucha la llamada del segundo
ser viviente que dice: "¡Ven!" Entonces el segundo caballo tronó (Apocalipsis 6:
3-4). Existe un acuerdo casi universal entre los estudiosos de que este caballo y
jinete representan la guerra, las luchas internacionales y la agitación civil. La paz
prometida del caballo blanco se rompe rápidamente por la guerra del caballo
rojo.

El Tercer Sello: el Jinete del Caballo Negro


El cuadro de Umberto Boccioni The City Rises retrata a los cuatro jinetes del
Apocalipsis en un entorno urbano moderno. La pintura al óleo está en un enorme
lienzo de seis pies seis pulgadas por nueve pies diez pulgadas que cuelga en el
Museo de Arte Moderno de la ciudad de Nueva York. Destaca el horror del tercer
caballo y su jinete. Boccioni representa al caballo negro como un tornado,
girando salvajemente sobre los otros jinetes. Qué descripción más adecuada!
199 ¡

La guerra del caballo rojo resultará en hambruna y pobreza, representada por el


caballo negro (Apocalipsis 6:5-6).
Durante la hambruna de la Tribulación, el poder adquisitivo de un denario
caerá muy por debajo de lo normal (Apocalipsis 6:6). Un denario comprará una
medida de trigo o tres medidas de cebada. Un denario equivalía al salario medio
de un día. Una medida (koinix) de grano era un poco menos que un cuarto
moderno, la porción básica de comida para una persona durante un día. En otras
palabras, el mundo sufrirá una hiperinflación. Los precios de los alimentos se
dispararán tan alto que una persona necesitará todo lo que pueda ganar en un
día solo para comprar suficiente comida para un día. Los precios enumerados
aquí son aproximadamente un mil por ciento más que los precios promedio en
el Imperio Romano en el momento en que Juan estaba escribiendo Apocalipsis.
Como dice John Walvoord: “Para decirlo en un lenguaje corriente, la situación
sería tal que uno tendría que gastar el salario de un día en una barra de pan sin
dinero para comprar otra cosa. Por lo tanto, el simbolismo indica una época de
hambruna mundial en la que la vida se reducirá a las necesidades más básicas,
porque la hambruna es casi siempre la secuela de la guerra ". 200

Con la economía mundial sufriendo una inflación galopante, la calidad de los


alimentos que las personas pueden pagar se deteriorará rápidamente. La gente
recurrirá a alimentos de menor calidad solo para poner algo en la mesa para sus
familias. En el mundo antiguo, el trigo era el alimento principal y la cebada era
un grano de menor calidad con menor valor nutricional. A menudo se usaba para
alimentar animales. Durante esta futura hambruna, las personas dejarán de
comprar los alimentos normales a los que estaban acostumbrados y recurrirán a
alimentos más baratos. Al comer alimentos de calidad muy inferior, una familia
de tres tendrá suficiente para comer durante un día; mientras que solo una
persona podía comer el trigo más caro. En términos del mercado actual, se
requerirá el salario de un día completo solo para comprar un día de carne y papas
para una persona, o un día de macarrones con queso para toda la familia. El
mundo será devorado por el jinete del caballo negro. El mundo se retorcerá en
las garras del hambre punzante. El colapso económico global y la escasez de
alimentos prepararán el escenario para que el Anticristo se ponga en posición
para comenzar a tomar el control de la economía mundial como se describe en
Apocalipsis 13.

El Cuarto Sello: el Jinete del Caballo Pálido


A medida que la tierra se tambalea por la devastación de los tres primeros
jinetes, aparecerá el jinete del cuarto caballo (Apocalipsis 6:7-8). La palabra
utilizada para describir el color del cuarto caballo es cenicienta o pálida. La
palabra griega chloros es la fuente de nuestra palabra inglesa cloro. Suele denotar
un color verde pálido. Apocalipsis lo usa en otros lugares para describir el color
de la hierba y la vegetación (8:7; 9:4). Sin embargo, en Apocalipsis 6:8 la palabra
“designa el verde amarillento de la descomposición, la palidez de la muerte. Es el
color ceniciento pálido que imagina un rostro blanqueado por el terror. Recuerda
un cadáver en estado avanzado de corrupción”. 201

Chuck Swindoll describe la carnicería del jinete pálido: “En esta aterradora
escena, John vio a la parca y al sepulturero moviéndose juntos por la faz de la
tierra. La muerte mata el cuerpo mientras Hades se traga el alma. Estos dos
símbolos representan la enorme cantidad de muertes que seguirán a los tres
primeros jinetes. Una cuarta parte de la población mundial se perderá en su
alboroto ".
202

El cuarto jinete utilizará cuatro medios para causar estragos: la guerra, el


hambre, las enfermedades y las fieras de la tierra. Los primeros tres son
sencillos, pero hay tres interpretaciones principales de "bestias salvajes de la
tierra" (Apocalipsis 6:8,).
Un punto de vista sugiere que algunos animales salvajes se volverán
especialmente feroces durante la Tribulación porque se interrumpen sus
suministros normales de alimentos. Buscarán presas y se aprovecharán de los
indefensos, y Dios los usará para aterrorizar y destruir.203

Otro punto de vista considera que las bestias salvajes de la tierra se refieren a
los líderes militares y políticos que dominan, oprimen y persiguen a sus súbditos.
Apocalipsis usa la palabra griega para "bestia salvaje" (theerion) treinta y ocho
veces, y la palabra siempre se refiere al Anticristo venidero o al falso profeta.
Ocurre con mayor frecuencia en Apocalipsis 13, donde las dos "bestias salvajes"
suben al poder y afligen al mundo. Esta palabra evoca el carácter vicioso, brutal
204

y bestial del reino del Anticristo.


Un tercer punto de vista cree que las bestias salvajes se refieren a animales y
aves que originan muchas plagas como el SIDA, el Ébola, la gripe aviar y otras
enfermedades mortales.
Creo que la mejor vista de estas bestias salvajes es la segunda vista. Parece
mejor identificar a las bestias salvajes con los gobernantes políticos y militares
internacionales, ya que el libro de Apocalipsis usa el término de esta manera cada
dos veces. Cualquiera de estos puntos de vista sea correcto, estas bestias salvajes
serán una parte clave de la devastación cuádruple del jinete pálido.

El Quinto Sello: los Mártires


El quinto sello representa el martirio de los creyentes en la tierra durante la
Tribulación (Apocalipsis 6:9-11). Después del Rapto, muchos llegarán a la fe en
Cristo y sufrirán persecución. El quinto sello describe a estos mártires en el cielo
orando por vindicación.
Una pregunta importante sobre el quinto sello es, ¿cómo será la muerte de los
creyentes un juicio para el mundo? Recuerde, los sellos son juicios divinos. La
muerte del pueblo de Dios trae juicio de dos maneras. Primero, la eliminación del
pueblo de Dios, la sal y la luz del mundo, permitirá que la oscuridad y la
corrupción invadan la tierra sin control. Será un caso de ciego guiando a ciego.
En segundo lugar, a medida que los enemigos de Dios asesinan a su pueblo, sin
saberlo, están acumulando más juicio sobre sí mismos. Además, Dios responderá
a las oraciones de estos mártires pidiendo vindicación cuando derrame Su ira
sobre sus enemigos.

El Sexto Sello: la Devastación


Cuando se abra el sexto sello, se desatarán los devastadores cataclismos del fin
de los tiempos (Apocalipsis 6:12-14). Estos desastres producen un gran pánico
en la tierra, ya que todas las personas, ricas y pobres, grandes y pequeñas, gritan
de miedo y se esconden como animales asustados en las cuevas y grietas de la
tierra. En lugar de huir al Dios de la misericordia en busca de refugio y postrarse
humildemente ante Él en adoración, se esconden en cuevas, consumidos por un
miedo frenético (Apocalipsis 6:15-16).
El Séptimo Sello: las Siete Trompetas
Entre el sexto y el séptimo sellos hay un intermedio. Luego, el séptimo sello se
abre en Apocalipsis 8:1. Cuando se abre, hay "silencio en todo el cielo durante
aproximadamente media hora". John Walvoord dice: “Aunque treinta minutos
normalmente no se considera mucho tiempo, en este caso indica que algo
tremendo está a punto de suceder. Puede compararse con el silencio antes de
que el presidente del jurado informe un veredicto; por un momento hay un
silencio perfecto y todos esperan lo que vendrá ". El silencio atónito en
205

Apocalipsis puede resultar de la anticipación de que vendrán más juicios. El


séptimo sello no es el fin; cuando se abre contiene siete trompetas de juicio.
Aunque algunos ven los siete sellos, trompetas y copas como paralelos y
simultáneos, el hecho de que el séptimo sello contenga las siete trompetas indica
que las siete trompetas siguen a los siete sellos y que las siete copas a su vez
siguen a las siete trompetas. Además, dado que los juicios en cada serie son
diferentes y se intensifican a medida que avanza la Tribulación, la vista de
sucesión es la mejor. Este cuadro muestra cómo estas tres series de juicios se
relacionan entre sí.

En Apocalipsis 5, Jesús recibe el rollo de siete sellos en el cielo. El rollo contiene


Su herencia, que es el reino de este mundo. Para que esa herencia se realice, los
siete sellos deben abrirse. Cuando Cristo abre cada sello, se desata el juicio, pero
el fin de los sellos no es el fin de la Tribulación. El séptimo sello contiene otra
serie de juicios: las siete trompetas. Sin embargo, antes de que suenen las
trompetas, un interludio presenta a dos grupos que jugarán un papel clave en los
últimos tiempos.

¿Quién Puede Pararse?


Apocalipsis 6 termina con la seria pregunta: "Porque ha llegado el gran día de su
ira, ¿y quién podrá mantenerse en pie?" . A la luz de toda la devastación desatada
en los juicios del sello, uno podría razonablemente concluir que nadie podría
resistir. Apocalipsis 7, sin embargo, revela que dos grupos distintos de redimidos
se mantendrán fuertes durante la Tribulación. Un grupo se mantendrá firme en
la tierra bajo la mano de la protección de Dios, mientras que el otro grupo,
después de sufrir el martirio por su fe, se parará ante el trono de Dios en el cielo.
Conoceremos a estos dos grupos en el próximo capítulo.
Capítulo 23

Los 144.000 Sellados

EN LA MAYORÍA DE LOS EVENTOS DEPORTIVOS usted puede comprar un programa que


enumera los jugadores de cada equipo e incluye sus números de camiseta y
alguna otra información sobre ellos, tales como altura, peso, y cuál es la posición
que juegan. Sin un programa, a menudo es difícil identificarlos correctamente. Lo
mismo es cierto en el estudio de la profecía de los últimos tiempos. Hay varios
actores clave cuyas identidades son cruciales para comprender lo que está
sucediendo. Dios destaca a estos jugadores y proporciona información
importante sobre ellos. Un grupo de actores clave en los últimos tiempos es un
misterioso grupo de 144.000 personas que sirven fielmente al Señor. Se
enumeran en Apocalipsis 7:1-8 y se analizan nuevamente en Apocalipsis 14:1-5.
Los 144.000 han sido objeto de considerable especulación. ¿Quién es esta
congregación del pueblo de Dios? 206

La Identidad de los 144.000

La opinión más común es que los 144.000 representan la iglesia de Jesucristo,


que se entiende como el verdadero Israel espiritual. Los defensores a menudo
identifican a los 144.000 en Apocalipsis 7:1-8 con la gran multitud en Apocalipsis
7:9-17. George Eldon Ladd, quien sostuvo este punto de vista, dice: “Ellos
representan al mismo pueblo, la iglesia, visto en dos etapas de su historia en los
últimos tiempos: primero, de pie en el umbral de la gran tribulación, y luego
habiendo pasado por este tiempo de tribulación, martirizado pero victorioso ". 207

Si bien esta opinión es muy popular y la sostienen muchos comentaristas a los


que respeto mucho, no estoy de acuerdo con esta posición por tres razones
principales.
Primero, Apocalipsis 7: 4 dice: “Ciento cuarenta y cuatro mil sellados de cada
tribu de los hijos de Israel” . Esto es importante porque la palabra Israel nunca se
usa para la iglesia en el Nuevo Testamento, y no hay un ejemplo claro de esto en
la iglesia primitiva hasta el año 160 d.C. El destacado erudito luterano JA Seiss
208

afirma por qué cree que Apocalipsis 7 se refiere a los judíos:

Mientras leo la Biblia, cuando Dios dice “hijos de Israel”, no entiendo que Él
se refiera a nadie más que a personas de sangre judía, sean cristianos o no;
y cuando habla de las doce tribus de los hijos de Jacob, y da los nombres de
las tribus, es imposible para mí creer que se refiere a los gentiles, en
cualquier sentido o grado, sean creyentes o no. . . . No conozco ningún caso
en el que los descendientes de las doce tribus de Israel incluyan a los
gentiles. 209

¿Por qué el Espíritu Santo comenzaría a mezclar a la iglesia e Israel en el libro


de Apocalipsis, el último libro del Nuevo Testamento, cuando ha distinguido tan
cuidadosamente los dos grupos en los veintiséis libros anteriores del Nuevo
Testamento? ¿Por qué empezar a identificar a la iglesia como el verdadero Israel
espiritual en este punto tardío del Nuevo Testamento? No tiene sentido y es
inconsistente.
En segundo lugar, si uno se aferra al tiempo previo a la tribulación para el
Rapto, la iglesia ya está en el cielo como lo describen los veinticuatro ancianos
en Apocalipsis 4-5. Por lo tanto, no tiene sentido que el grupo en Apocalipsis 7,
que está en la tierra, sea la iglesia. La iglesia ya ha sido arrebatada.

En tercer lugar, es interesante que los judíos y los gentiles se distingan


claramente entre sí en Apocalipsis 7. Los 144.000 judíos se enumeran en 7:1-8,
mientras que 7:9-17 presenta una multitud innumerable de “toda nación, tribu,
pueblo e lengua. " La fusión de estos dos grupos no hace justicia a las distinciones
que hace Apocalipsis 7.

Apocalipsis 7: 1-8 Apocalipsis 7: 9-17


Judíos (de doce tribus de Gentiles (de todas las naciones, tribus, pueblos y
Israel) lenguas)
numerado — 144,000 no contados: "una gran multitud que nadie podía
contar"
parado en la tierra de pie ante el trono de Dios
sellado para protección ascendió después de la persecución

Además, Apocalipsis 7 distingue claramente entre judíos y gentiles, pero esta


distinción es incompatible con la imagen de la iglesia en el Nuevo Testamento:
los judíos y los gentiles son vistos como uno en el cuerpo de Cristo (Gálatas 3:27-
28; Efesios 3:6). Dado que Gálatas 3 y Efesios 3 unen a judíos y gentiles como
uno y dado que Apocalipsis 7 no refleja esa unidad, el Rapto debe restablecer una
división entre judíos y gentiles. Apocalipsis 7 refleja esa división.
Entonces, ¿quiénes son estos 144.000 siervos de Dios? Si las Escrituras se
interpretan literalmente, entonces los 144.000 son un grupo literal de 144.000
hombres judíos, 12.000 de cada una de las doce tribus de Israel, levantados por
Dios durante la Tribulación para servirle. No son el Israel espiritual (la iglesia),
sino el Israel real. Como dice John F. Walvoord, "las tribus de Israel todavía
existen, y Dios ciertamente sabe quiénes son". 210

Las Características de los 144.000

Dos textos principales en Apocalipsis describen los 144.000: 7:1-8 y 14:1-5.


Apocalipsis 7 es un intermedio antes de que se abra el séptimo sello. Es como un
flashback al comienzo del ministerio de los 144.000 y da un panorama de su
actividad. Apocalipsis 14:1-5 describe a los 144.000 al final de la Tribulación.
Estos textos destacan seis características principales que dan una idea de la
identidad y el ministerio de estos 144.000 siervos de Dios.
1. COMPRADO
Los 144.000 "fueron redimidos (comprados) de entre los de la tierra." (Apocalipsis
14:3). La palabra comprado significa "canjear o pagar el precio de algo". La
preciosa sangre de Cristo compró a estos siervos de Dios. Se han comprado por
un precio. Pertenecen al Señor como Su posesión especial.
2. PREPARADO
Los 144.000 están preparados para el servicio de Dios al recibir Su sello
(Apocalipsis 7:3-4). En la tierra durante la Tribulación, los seguidores de la
Bestia llevarán su marca en la mano derecha o en la frente (Apocalipsis 13:16).
Durante este mismo tiempo, el Señor identificará a Su pueblo colocando un sello
de propiedad en sus frentes (Apocalipsis 14:1).
Apocalipsis 7 y 13 usan dos palabras griegas diferentes que distinguen estas
marcas entre sí. En Apocalipsis 7, Dios sella a los 144.000 en sus frentes. La
palabra usada allí, sphragizo, simboliza el sellamiento espiritual mencionado en
todo el Nuevo Testamento (Juan 3:33; 6:27; 2 Corintios 1:22; Efesios 1:13; 4:30).
Pero en Apocalipsis 13, donde a los seguidores del Anticristo se les da una marca,
la palabra charagma se refiere a una marca, tatuaje o grabado literal.
El sello de los 144.000 los aparta y los prepara para el servicio de Dios. Como
dice Robert Thomas, “No era raro que un soldado o un miembro de un gremio
recibiera tal marca como devoto religioso. La marca era un signo de consagración
a la deidad. Se eligió la frente porque era la más llamativa, la más noble y la parte
por la que se suele identificar a una persona. Será obvio a quién pertenecen estos
esclavos y a quién sirven ".211
3. PROTEGIDO

El sello de Dios no solo prepara a los 144.000 para el servicio, sino que también
los protege. El sello es la garantía de seguridad de Dios. Dios sella a los 144.000
antes de permitir que los cuatro ángeles traigan su juicio sobre la tierra
(Apocalipsis 7:1-3). Los 144.000 serán protegidos de la ira de Dios y Satanás
durante la Tribulación (Apocalipsis 9:4).
En Apocalipsis 14:1-5, Juan ve a los 144.000 al final de la Tribulación de pie
triunfalmente en el monte Sión, la ciudad de Jerusalén. Note que no ve 143,999.
Los 144.000 han sido preservados divinamente por el Señor. No se ha pasado
por alto a ninguno. Han recorrido todo el camino a través de la Tribulación y
todavía están triunfantes y victoriosos en la tierra. Dios preservará y protegerá
a Sus siervos sellados durante siete años a través del horror de la Tribulación. Su
promesa de seguridad se cumplirá.
4. PURO
Los 144.000 son vírgenes puras que no se han contaminado con mujeres
(Apocalipsis 14:4). Muchos interpretan esto en sentido figurado, lo que significa
que son espiritualmente inmaculados y puros, separados de la corrupción y
contaminación de la religión falsa. Sin embargo, la declaración explícita de las
Escrituras de que no están contaminados con mujeres sugiere que estos siervos
de Dios son siervos de Dios masculinos y célibes. A la luz de las presiones del
período de la Tribulación, Dios los llama a abstenerse de una vida matrimonial
normal y a dedicarse totalmente al servicio del Señor (1 Corintios 7:29-35).
5. PERSISTENTE
Los 144.000 perseveran en su servicio para el Señor incluso en las circunstancias
más difíciles. Durante los terribles días de la Tribulación, ellos constantemente
“siguen al Cordero dondequiera que va” (Apocalipsis 14:4,). Jesús es el Cordero,
pero también es el Pastor. Él conoce el camino, y los 144.000 lo siguen a
dondequiera que Él los lleve.
6. PREDICADORES

Estos siervos judíos proclaman intrépidamente el evangelio de Cristo durante el


período de la Tribulación. Parece haber una relación de causa y efecto en
Apocalipsis 7 entre los 144.000 creyentes judíos en los versículos 1-8 y la
innumerable multitud de creyentes gentiles en los versículos 9-17. El ministerio
de los 144.000 trae la salvación de millones de personas. Serán los mejores
evangelistas que el mundo haya visto jamás. Estos siervos sellados de Dios
cumplirán Mateo 24:14: “Este evangelio del reino será predicado en todo el
mundo para testimonio a todas las naciones, y entonces vendrá el fin”.
Apocalipsis 7 ofrece un panorama de la obra salvadora de Dios durante la
Tribulación.
Los 144.000 revelan la pasión de Dios por salvar a las personas incluso en
medio del juicio inefable de la Tribulación. Hasta el final, el Salvador continuará
bondadosamente “Porque el Hijo del Hombre vino a buscar y a salvar lo que se
había perdido.” (Lucas 19:10).

Conclusión
Los 144.000 son importantes por tres razones. Primero, revelan la fidelidad de
Dios a sus promesas. Dios los sella en Apocalipsis 7 y los guarda hasta el final de
la Tribulación. Lo hacen todo bajo la mano protectora de Dios. Dios cumple sus
promesas. En segundo lugar, aprendemos que incluso en el juicio, Dios es
misericordioso. Dios usará a los 144.000 como mensajeros de misericordia
durante la Tribulación. Cada juicio de Dios, comenzando con Noé hasta la
Tribulación, incluido el juicio del propio Hijo de Dios en la cruz, revela la
misericordia de Dios. En tercer lugar, estos testigos judíos ayudarán a cumplir la
profecía que Jesús dio en Mateo 24:14. Los 144.000 esparcirán las buenas nuevas
de Jesús por todo el mundo durante la Tribulación, y el fin no llegará hasta que
hayan terminado.
Capítulo 24

La Batalla de Gog y Magog


Ezequiel 38–39

LA MAYOR AMENAZA para el Israel moderno en la continuación de su existencia, aún


no ha ocurrido. A pesar del ingenio de Israel y su probada habilidad para
defenderse, según la Biblia, el pueblo judío algún día enfrentará su mayor prueba
militar. Uno de los eventos más dramáticos del fin de los tiempos es la invasión
de Israel por una vasta horda de naciones de todas direcciones. El profeta
Ezequiel describe esta invasión, conocida como la Batalla de Gog y Magog
(Ezequiel 38–39). Esta coalición de naciones invasoras estará motivada por un
ardiente deseo de erradicar a Israel, enriquecerse y enredar a los aliados de
Israel en la guerra. Occidente, liderado por el grupo de diez y el Anticristo, estará
ligado a Israel por el pacto en Daniel 9:27; por tanto, cualquier ataque contra
Israel constituirá un ataque contra la confederación occidental. El movimiento
audaz del grupo de los diez para hacer un tratado de paz con Israel y sus vecinos
y consolidar el poder absoluto sobre el Medio Oriente aparentemente resultará
en un contraataque desastrosa de las naciones enumeradas en Ezequiel 38–39.
La coalición invasora ataca a Israel en parte como un desafío directo, un juego de
poder estratégico, contra el Anticristo y el grupo de los diez. La guardia de Israel
bajará como resultado del tratado con el Anticristo, por lo que el ataque tomará
al país totalmente por sorpresa. Solo la intervención sobrenatural de Dios librará
a Israel de la aniquilación total.
Para ayudar a comprender Ezequiel 38–39, usaremos cinco preguntas
estándar del periodismo: quién, cuándo, por qué, qué y cómo.

¿Quienes? Los participantes (Ezequiel 38:1-7)


La profecía de la batalla de Gog y Magog comienza con una lista de diez nombres
propios en 38:1-7, o lo que podríamos llamar "La lista de los más buscados por
Dios".

” 1 Vino a mí palabra de Jehová, diciendo: 2 Hijo de hombre, pon tu rostro


contra Gog en tierra de Magog, príncipe soberano de Mesec y Tubal, y
profetiza contra él, 3 y di: Así ha dicho Jehová el Señor: He aquí, yo estoy
contra ti, oh Gog, príncipe soberano de Mesec y Tubal. 4 Y te quebrantaré, y
pondré garfios en tus quijadas, y te sacaré a ti y a todo tu ejército, caballos y
jinetes, de todo en todo equipados, gran multitud con paveses y escudos,
teniendo todos ellos espadas; 5 Persia, Cus y Fut con ellos; todos ellos con
escudo y yelmo; 6 Gomer, y todas sus tropas; la casa de Togarma, de los
confines del norte, y todas sus tropas; muchos pueblos contigo. 7 Prepárate y
apercíbete, tú y toda tu multitud que se ha reunido a ti, y sé tú su guarda.'”.
EZEQUIEL 38:1-7 RV 60

La palabra del Señor vino a mí diciendo: “Hijo de hombre, pon tu rostro


hacia Gog de la tierra de Magog, príncipe de Rosh , Mesec y Tubal , y profetiza
contra él, y di: 'Así dice el Señor G OD , “He aquí, estoy contra ti, oh Gog,
príncipe de Rosh, Mesec y Tubal. Los haré girar y pondré garfios en sus
mandíbulas, y los sacaré a ustedes ya todo su ejército, caballos y jinetes,
todos ellos espléndidamente ataviados, una gran compañía con adarga y
escudo, todos ellos empuñando espadas; Persia, Etiopía y Pon con ellos,
todos con escudo y yelmo; Gomer con todas sus tropas; Bet-togarmah de las
partes remotas del norte con todas sus tropas, muchos pueblos contigo. Esté
preparado, y prepárese, usted y todas sus compañías que se reúnen a su
alrededor, y sea un guardia para ellos” '”.
EZEQUIEL 38:1-7 Wycliffe Bible (WYC)

Gog
El nombre Gog, que aparece once veces en Ezequiel 38–39, es un nombre o título
del líder de la invasión. Gog es claramente un individuo, ya que Dios se dirige
directamente a él varias veces (38:14; 39:1) y se le llama príncipe (38:2; 39:1).

Los otros nueve nombres propios en Ezequiel 38:1-7 son ubicaciones


geográficas específicas: Magog, Rosh, Mesec, Tubal, Persia, Cus (a menudo
traducido como Etiopía), Put, Gomer y Bet-togarmah. Ezequiel usó nombres de
lugares antiguos familiares para la gente de su época. Los nombres han cambiado
muchas veces a lo largo de la historia, pero el territorio geográfico sigue siendo
el mismo. Independientemente de los nombres que puedan llevar en el momento
de esta invasión, una interpretación literal sostiene que estas áreas geográficas
específicas estarán involucradas. Miremos brevemente cada uno de estos lugares
antiguos y examinémoslos; luego identificaremos la contraparte moderna.
Magog
Según el historiador judío Josefo, los antiguos escitas habitaban la tierra de
Magog. Los escitas eran tribus nómadas del norte que habitaban territorios de
212
Asia Central a través de las estepas del sur de la Rusia moderna. Magog hoy
probablemente representa a naciones de la ex Unión Soviética: Kazajstán,
Kirguistán, Uzbekistán, Turkmenistán y Tayikistán. Afganistán también podría
formar parte de este territorio.
Rosh 213

Los eruditos de la Biblia a menudo han identificado a Rosh con Rusia. Pero esta
conclusión no ha sido unánime. Se deben responder dos preguntas clave para
identificar correctamente a Rosh: (1) ¿Es Rosh un nombre común o un nombre
propio? y (2) ¿Tiene Rosh alguna relación con Rusia?
SUSTANTIVO COMÚN O NOMBRE PROPIO?
La palabra rosh en hebreo simplemente significa "cabeza, cima, cumbre o jefe".
Es una palabra muy común que se usa en todos los idiomas semíticos. La mayoría
de las traducciones de la Biblia traducen rosh como un sustantivo común: “jefe”.
La Versión King James, la Versión Estándar Revisada, la Versión Estándar en
Inglés, la Nueva Biblia Americana, la Nueva Traducción Viviente y la Nueva
Versión Internacional adoptan esta traducción. Sin embargo, la Biblia de
Jerusalén, la Nueva Biblia en Inglés y la Nueva Biblia Estándar Estadounidense
traducen Rosh como un nombre propio que indica una ubicación geográfica.
El peso de la evidencia favorece la traducción de Rosh en Ezequiel 38–39 como
un nombre propio. Cinco argumentos apoyan esta opinión. Primero, los
eminentes eruditos hebreos CF Keil y Wilhelm Gesenius sostienen que un
nombre propio es la mejor traducción de Rosh en Ezequiel 38:2-3 y 39:1,
refiriéndose a una ubicación geográfica específica.
214

En segundo lugar, la traducción griega del Antiguo Testamento, la Septuaginta,


traduce Rosh como el nombre propio Ros. Esta traducción es especialmente
significativa ya que la Septuaginta se tradujo solo tres siglos después de que se
escribió Ezequiel, obviamente mucho más cerca del original que cualquier
traducción moderna. Las traducciones modernas de Rosh como adjetivo se
remontan a la Vulgata latina de Jerónimo. 215

En tercer lugar, en sus artículos sobre Rosh, muchos diccionarios bíblicos y


enciclopedias (New Bible Dictionary, Wycliffe Bible Dictionary y International
Standard Bible Encyclopedia) apoyan tomarlo como un nombre propio en
Ezequiel 38.
Cuarto, Rosh se menciona por primera vez en Ezequiel 38: 2 y luego se repite
en Ezequiel 38:3 y 39:1. Si Rosh fuera simplemente un título, se eliminaría en
estos dos lugares, porque cuando los títulos se repiten en hebreo, generalmente
se abrevian.
En quinto lugar, la evidencia más impresionante a favor de tomar Rosh como
nombre propio es simplemente que esta traducción en este contexto es la más
natural. G. A. Cooke traduce Ezequiel 38:2, "el jefe de Rosh, Mesec y Tubal". Él
llama a esto "la forma más natural de traducir el hebreo". 216

La evidencia contundente de la erudición bíblica indica que Rosh debe


entenderse como un nombre propio, el nombre de un área geográfica específica.
¿DÓNDE ESTÁ ROSH?
Habiendo establecido que Rosh debe traducirse como un nombre propio para un
área geográfica, nuestra próxima tarea es determinar a qué ubicación se refiere
Rosh. Hay dos razones clave para entender a Rosh en Ezequiel 38–39 como una
referencia a Rusia.

Primero, lingüística e históricamente, existe evidencia sustancial de que en la


época de Ezequiel había un grupo de personas conocidas como Rash, Reshu o
Ros que vivían en lo que hoy es el sur de Rusia. inscripciones egipcias ya en el
217

2600 a. C. identifican un lugar llamado Rosh (Rash). Una inscripción egipcia


posterior de alrededor del 1500 a. C. se refiere a una tierra llamada Reshu que
estaba ubicada al norte de Egipto. Otros documentos antiguos incluyen un lugar
218

llamado Rosh o su equivalente en varios idiomas. La palabra aparece tres veces


en la Septuaginta (LXX), diez veces en las inscripciones de Sargón, una vez en el
cilindro de Ashurbanipal, una vez en los anales de Senaquerib y cinco veces en
las tablillas ugaríticas. Si bien la palabra tiene una variedad de formas y grafías,
219

está claro que las mismas personas están a la vista. Rosh era aparentemente un
lugar muy conocido en la época de Ezequiel.
Después de proporcionar una amplia evidencia del origen y la historia
temprana del pueblo Rosh, y luego rastrearlos a través de los siglos, Clyde
Billington concluye:

La evidencia histórica, etnológica y arqueológica favorece la conclusión de


que el pueblo Rosh de Ezequiel 38–39 fueron los antepasados del pueblo
Rus / Ros de Europa y Asia. . . . Aquellos Rosh que vivieron al norte del Mar
Negro en tiempos antiguos y medievales fueron llamados Rus / Ros / Rox /
Aorsi desde tiempos muy tempranos. . . . El pueblo Rosh del área al norte del
Mar Negro formó al pueblo conocido hoy como los rusos. 220

El gran erudito hebreo Wilhelm Gesenius, que murió en 1842, señaló que Rosh
es "indudablemente los rusos". 221

Segundo, geográficamente, Ezequiel 38-39 enfatiza repetidamente que al


menos parte de esta fuerza invasora vendrá de las “partes remotas del norte”
(38:6, 15; 39:2). La Biblia generalmente proporciona direcciones en referencia a
Israel, que, en la brújula de Dios, es el centro de la tierra (Ezequiel 38:12). Si traza
una línea directamente al norte de Israel, la tierra más remota o distante al norte
es Rusia.
Mesec y Tubal
Las Escrituras normalmente mencionan a Mesec y Tubal juntos. En sus notas
sobre Ezequiel 38:2, CI Scofield identifica Meshech y Tubal como las ciudades
rusas de Moscú y Tobolsk: “Todos están de acuerdo en que la referencia principal
es a las potencias del norte (europeas), encabezadas por Rusia. . . . La referencia
a Meshech y Tubal (Moscú y Tobolsk) es una clara marca de identificación ". 222

Si bien los nombres suenan iguales, este no es un método adecuado de


identificación. Mesec y Tubal se mencionan otras dos veces en Ezequiel (27:13;
32:26). En Ezequiel 27:13, se los menciona como socios comerciales de la antigua
Tiro. Es muy poco probable que la antigua Tiro (el Líbano moderno) comerciara
con Moscú y la ciudad siberiana de Tobolsk. La identificación preferida es que
Meshech y Tubal son los antiguos Moschoi y Tibarenoi en los escritos griegos, o
Tabal y Musku en las inscripciones asirias. Estos lugares antiguos se encuentran
en la actual Turquía. Esta identificación se entiende mejor como una referencia
a la Turquía moderna.
Persia
Las palabras Persia, persa, y persas se encuentran treinta y cinco veces en el
Antiguo Testamento. En Ezequiel 38: 5, Persia se entiende mejor como el Irán
moderno. La antigua tierra de Persia se convirtió en la nación moderna de Irán
en marzo de 1935, y luego el nombre se cambió a República Islámica de Irán en
1979.
Etiopía (Cush)
Las versiones modernas a menudo traducen la palabra hebrea Cus en Ezequiel
38: 5 como "Etiopía". El antiguo Cus fue llamado Kusu por los asirios y babilonios,
Kos o Kas por los egipcios y Nubia por los griegos. La historia secular ubica a Cus
directamente al sur del antiguo Egipto, extendiéndose hacia el sur más allá de la
moderna ciudad de Jartum, que es la capital del actual Sudán. Por lo tanto, el
Sudán moderno habita la antigua tierra de Cus.
Libia (poner)
Algunas fuentes antiguas indican que Put o Phut era una nación del norte de
África. La New Living Translation documenta esta identificación en notas al pie
de varios pasajes, incluyendo Isaías 66:19; Jeremías 46: 9; y Ezequiel 27:10; 30:5;
38:5. De las Crónicas babilónicas, tablillas que registran la historia de la antigua
Babilonia, parece que Put era la tierra "distante" al oeste de Egipto, que sería la
actual Libia y posiblemente podría incluir naciones más al oeste como la Argelia
y Túnez modernas. La Septuaginta traduce la palabra Put como Libues.
Gomer
Los maestros de la Biblia a menudo han identificado a Gomer como Alemania, o
más particularmente como Alemania Oriental antes de la caída del comunismo.
Esta identificación es superficial y no el significado literal de la palabra en su
contexto cultural e histórico. Gomer es probablemente una referencia a los
antiguos cimerios o Kimmerioi. La historia antigua identifica al Gomer bíblico con
el acadio Gi-mir-ra-a y el armenio Gamir. A partir del siglo VIII a. C., los cimerios
ocuparon territorio en lo que hoy es la Turquía moderna. Josefo señaló que los
gomeritas se identificaron con los gálatas que habitaban lo que hoy es el centro
de Turquía. 223

Bet-togarmah
La palabra hebrea beth significa "casa", por lo que Beth-togarmah significa la
"casa de Togarmah". Ezequiel 27:14 menciona a Togarma como una nación que
comerciaba con caballos y mulas con la antigua Tiro. Ezequiel 38: 6 declara que
los ejércitos de Bet-togarmá se unirán también desde el lejano norte. La antigua
Togarmah también se conocía como Til-garamu (asirio) o Tegarma (hitita), y su
territorio se encuentra en la Turquía moderna, al norte de Israel. Una vez más,
Turquía se identifica como parte de este grupo de naciones que atacan a Israel
para desafiar al grupo de los diez.

La Coalición de Gog
Nombre antiguo Nación moderna
Rosh (Rashu, Rasapu, Ros y Rus) Rusia
Magog (escitas) Asia central y posiblemente Afganistán
Meshech (Muschki y Musku) Turquia
Tubal (Tubalu) Turquia
Persia Iran
Etiopía (Cush) Sudán
Libia (Put o Phut) Libia
Gomer (cimerios) Turquia
Bet-togarmah (Til-garamu o Tegarma) Turquia

Sobre la base de estas identificaciones, Ezequiel 38–39 predice una invasión


de la tierra de Israel en los últimos días por una vasta confederación de naciones
desde el norte de los mares Negro y Caspio, extendiéndose hasta el Irán moderno
en el este, hasta la Libia moderna y al oeste ya Sudán en el sur. Por lo tanto, Rusia
tendrá al menos cinco aliados clave: Turquía, Irán, Libia, Sudán y las naciones de
Asia Central de la ex Unión Soviética.

Quién falta?
Es posible que haya notado varias naciones que no figuran en esta coalición. Por
ejemplo, no hay una mención específica de las naciones vecinas de Israel como
Egipto, Siria, Jordania, Líbano, Arabia Saudita o Irak (la antigua Babilonia). Su
ausencia plantea una pregunta legítima: ¿por qué se omiten? Hay varias
respuestas posibles a la pregunta.
Primero, una posibilidad es que estas naciones sean destruidas antes de la
Batalla de Gog y Magog. Los maestros de profecía que postulan esto se refieren a
una "Guerra del Salmo 83" anterior en la que los enemigos cercanos de Israel son
destruidos antes de que comience el período de la Tribulación. No sostengo este
punto de vista, en parte porque malinterpreta el Salmo 83. El Salmo 83 es un
lamento comunitario o corporativo en el que Asaf está pidiendo al Señor que
trate con los enemigos de la nación. Creo que el Salmo 83, como el Salmo 2, es
simplemente una presentación del odio ancestral hacia Israel por parte de sus
vecinos y la confianza de que el Señor algún día intervendrá para destruirlos. Si
hubiera una “Guerra del Salmo 83”, uno esperaría que los profetas la
describieran en algún lugar en detalle, pero no la veo en ningún lugar de los
Profetas.
Una segunda explicación es que estas naciones podrían ser parte del tratado
que el Anticristo forja entre Israel y sus vecinos. Las naciones pueden estar en
"paz" con Israel y abstenerse de esta invasión.

Una tercera posibilidad es que estas naciones puedan ser parte de la invasión,
aunque no se mencionen específicamente. Después de enumerar a los aliados en
la Batalla de Gog y Magog, Ezequiel agrega, "y muchos otros" (Ezequiel 38:6).
Algunos interpretan esta frase para incluir otras naciones que rodean a Israel.
Cuando uno mira un mapa, está claro que las naciones mencionadas en Ezequiel
38: 1-6 son lo que podríamos llamar los "enemigos distantes" de Israel.
Representan a los enemigos geográficos más lejanos de Israel en todas las
direcciones: Rusia al norte, Irán al este, Sudán al sur y Libia al oeste. Podría ser
que Ezequiel enumere las naciones del perímetro y luego incluya a los enemigos
cercanos en las palabras "y muchos otros".

¿Cuando? El período (Ezequiel 38:8)


Si bien existe un acuerdo general sobre muchos de los detalles en Ezequiel 38–
39, el momento de la batalla es el tema más debatido. Los eruditos han localizado
la batalla en casi todos los puntos importantes del fin de los tiempos desde el
Rapto hasta el final del Milenio. Entonces, ¿cuándo ocurrirá la Batalla de Gog y
Magog? ¿Existen pistas importantes que ayuden a reducir el tiempo? Ezequiel
38:7-11, 14, 16 proporciona las claves.

7 Prepárate y apercíbete, tú y toda tu multitud que se ha reunido a ti, y sé tú su


guarda. 8 De aquí a muchos días serás visitado; al cabo de años vendrás a la tierra
salvada de la espada, recogida de muchos pueblos, a los montes de Israel, que
siempre fueron una desolación; mas fue sacada de las naciones, y todos ellos
morarán confiadamente. 9 Subrirás tú, y vendrás como tempestad; como nublado
para cubrir la tierra serás tú y todas tus tropas, y muchos pueblos contigo.
10 Así ha dicho Jehová el Señor: En aquel día subirán palabras en tu corazón, y
concebirás mal pensamiento, 11 y dirás: Subiré contra una tierra indefensa, iré
contra gentes tranquilas que habitan confiadamente; todas ellas habitan sin muros,
y no tienen cerrojos ni puertas;

14 Por tanto, profetiza, hijo de hombre, y di a Gog: Así ha dicho Jehová el Señor: En
aquel tiempo, cuando mi pueblo Israel habite con seguridad, ¿no lo sabrás tú?

16 y subirás contra mi pueblo Israel como nublado para cubrir la tierra; será al
cabo de los días; y te traeré sobre mi tierra, para que las naciones me conozcan,
cuando sea santificado en ti, oh Gog, delante de sus ojos.

¿En el Pasado?
Algunos argumentan que, debido a la mención de espadas, lanzas y caballos, esta
batalla ya debe haber ocurrido. Es cierto que las armas son armas antiguas y el
transporte es un transporte antiguo. ¿Cómo explicamos estas armas antiguas si
esta invasión está en el fin de los tiempos? Hay dos respuestas plausibles a esta
pregunta.
Primero, para cuando se cumpla este evento, es posible que las naciones
tengan que volver a recurrir a armas y medios de transporte arcaicos debido al
agotamiento de los recursos oa un amplio acuerdo de desarme. Albert Einstein
habría dicho: "No sé con qué armas se peleará la Tercera Guerra Mundial, pero
la Cuarta Guerra Mundial se peleará con palos y piedras". Podría tener razón.
224

John Walvoord favorece este punto de vista. “Una segunda solución es que la
batalla sea precedida por un acuerdo de desarme entre naciones. Si este fuera el
caso, sería necesario recurrir a armas primitivas fabricadas de manera fácil y
secreta si se quisiera lograr un ataque sorpresa. Esto permitiría una
interpretación literal de este pasaje. . . . Cualquiera que sea la explicación, la
interpretación más sensata es que el pasaje se refiere a armas reales puestas en
uso debido a las circunstancias peculiares de ese día ". 225

Una segunda explicación es que Ezequiel describió las armas en un lenguaje


que la gente de ese día podía entender. El foco claramente no son las armas. El
punto es que los invasores usarán armas de destrucción y habrá una guerra total.
Además, el punto principal de la gran profecía de Ezequiel es que un grupo
específico de naciones atacará a Israel con la intención de destruirla por
completo.
Cualquiera de las dos explicaciones es posible, pero el punto principal es que
ninguna invasión ni remotamente similar a la descrita aquí ha ocurrido en la
historia de Israel, a pesar de las afirmaciones de algunos preteristas. John226

Walvoord lo dice sucintamente: "Nunca ha habido una guerra con Israel que
cumpla las profecías de Ezequiel 38-39". 227

¿En el futuro?
Esta batalla ocurrirá en el futuro, en los últimos tiempos, pero ¿cuándo en el
futuro? ¿Qué indicaciones tenemos en Ezequiel 38–39 sobre el momento de esta
invasión? Los eruditos bíblicos capaces han ofrecido varias opiniones y ha
habido un desacuerdo considerable. Cada vista tiene problemas. Varios eruditos
han colocado la invasión en casi todos los puntos del fin de los tiempos. Algunos
creen que la batalla tendrá lugar antes del Rapto (esta es la vista en la serie Left
Behind); otros creen que ocurrirá entre el Rapto y la Tribulación; otros creen que
tendrá lugar en relación con la Batalla de Armagedón al final de la Gran
Tribulación. Algunos creen que ocurre al final del Milenio, ya que Apocalipsis 20:
8 se refiere a Gog y Magog. Otros sostienen que se desarrollará en fases a lo largo
de la Tribulación: la Fase uno (Ezequiel 38) ocurrirá en el medio de la
Tribulación, mientras que la fase dos (Ezequiel 39) ocurrirá al final de la
Tribulación.

Siete Perspectivas del Tiempo de Ezequiel 38–39

1. Antes del Rapto


2. Entre el Rapto y el Comienzo de la Tribulación
3. Primera Mitad de la Tribulación (Algunos la Ponen Cerca del Punto
Medio)
4. Fin de la Tribulación (Equipara Ezequiel 38-39 con Armagedón)
5. Dos Fases (Ezequiel 38 en el Punto Medio; Ezequiel 39 al Final)
6. Comienzo del Milenio
7. Fin del Milenio

Pistas cronológicas

No nos dejamos a nuestra propia especulación en el momento de los eventos de


Ezequiel 38–39. El texto nos da pistas que sugieren cuándo tendrá lugar esta
batalla. Una pista importante ubica la batalla entre los renacimientos
228

espirituales y nacionales de Israel. Esta pista surge del contexto más amplio de
la profecía de Ezequiel. La batalla en Ezequiel 38–39 se ubica entre la reunión de
Israel en Ezequiel 37 y la restauración del pueblo judío mientras adora en el
Templo milenial en Ezequiel 40–48. Como señala John Phillips, “El profeta lo
puso entre una discusión del renacimiento físico de la nación de Israel (cap. 37)
y una descripción larga del renacimiento espiritual de Israel (capítulos 40-48).
En otras palabras, el breve día de triunfo de Rusia se encuentra en algún lugar
entre esos dos eventos cruciales. . . . El profeta interpuso deliberadamente la
'fecha con el destino' de Rusia entre los renacimientos políticos y espirituales de
Israel ". Este contexto reduce el período de tiempo al período comprendido
229

entre 1948, cuando nació la nación moderna de Israel, y el comienzo del reino
milenial.
Las frases “últimos años” (Ezequiel 38:8) y “últimos días” (38:16) son nuestras
siguientes pistas. Estos términos del Antiguo Testamento se refieren a los
"últimos días" de Israel, que se extienden desde el comienzo de la Tribulación
hasta el Milenio. Creo que esta pista hace que sea muy poco probable que la
batalla suceda en algún momento antes de la Tribulación. El período de la
Tribulación inaugura los "últimos años" para Israel. La batalla sucederá después
de eso.
Otra pista sitúa la batalla en un momento en que Israel descansa en su antigua
patria (Ezequiel 38:8, 11, 14). No ha habido demasiadas ocasiones en el
programa profético de Dios cuando Israel ha estado en reposo. El pueblo judío
ha sido esparcido por la faz de la tierra y perseguido en muchos lugares.
Entonces, ¿cuándo podría ocurrir este período de descanso? Hay varias
opiniones.
CUANDO ISRAEL ESTÁ EN PAZ
Algunos argumentan que Israel está en reposo y viviendo con seguridad hoy, y
creen que esta profecía podría cumplirse en cualquier momento. Sostienen que
Israel vive en una gran prosperidad y disfruta de seguridad.

Si bien eso es cierto hasta cierto punto, no importa lo mucho que uno intente
extender el significado de estas palabras, Israel no está realmente en reposo hoy.
Hoy una tregua armada y una tierra de nadie separan a Israel de sus enemigos.
En el momento de escribir este artículo, Israel es un campo armado que vive bajo
una tenue tregua con sólo dos de sus vecinos árabes, Egipto y Jordania, y ambos
acuerdos podrían verse amenazados en cualquier momento por los
acontecimientos actuales en el Medio Oriente. A sus otros vecinos nada les
encantaría más que llevar a todos los israelitas al mar Mediterráneo y matarlos
a todos. La razón por la que no lo hacen es que, humanamente hablando, Israel
tiene un buen ejército que está más que a la altura de sus vecinos. Todo joven
israelí debe tener tres años de entrenamiento militar y cada joven, dos años de
entrenamiento militar. Si bien las mujeres están capacitadas para trabajos que
no son necesariamente combatientes, también aprenden a usar las armas, de
modo que si necesitan luchar, pueden hacerlo. Después del entrenamiento
militar, muchos de ellos se establecen en aldeas cercanas a la frontera, donde
pueden cumplir un doble propósito: seguir su trabajo civil, sea lo que sea, y servir
como guardias en la frontera de Israel. Si las naciones de Ezequiel 38–39
invadieran el Medio Oriente hoy, no se cumpliría esta profecía porque Israel no
está en reposo. El actual estado de inquietud de Israel no se corresponde con la
profecía de Ezequiel.
Otro punto en el que Israel estará en reposo es durante el reino milenial. Pero
Isaías 2:4 nos dice expresamente que no habrá guerra en el reino milenial.
Entonces la invasión no puede ocurrir durante el reinado milenial de Cristo.
Otros más sugieren que Israel estará en reposo durante la Tribulación justo
antes de la segunda venida de Cristo. Sostienen que la profecía de Gog y Magog
se cumplirá en ese momento junto con la batalla final de Armageddon. Este punto
de vista equipara a Ezequiel 38-39 con Apocalipsis 19. Un punto a favor de este
punto de vista es que ambas batallas son grandes conflagraciones de los últimos
tiempos en la tierra de Israel y ambas mencionan a los pájaros que se alimentan
de la carnicería (Ezequiel 39:17-19; Apocalipsis 19:17-18).
Sin embargo, aunque ciertamente hay similitudes entre los dos pasajes,
algunas diferencias significativas demuestran que son dos guerras separadas.
Gog y Magog Armagedón
La invasión está dirigida por Gog. La invasión está dirigida por el Anticristo.
Gog está destruido. El Anticristo y el falso profeta son destruidos. Sin
mención de Gog.
Israel está en paz en el momento de la No se menciona la paz de Israel.
invasión.
Los ejércitos se reúnen para saquear a Los ejércitos se reúnen para luchar contra
Israel. Cristo.
Ocurre durante la primera mitad de la Ocurre al final de la Tribulación.
Tribulación.
Rusia y sus aliados invaden Israel. Todas las naciones invaden Israel.
Ocurre para que todas las naciones sepan Ocurre para destruir las naciones.
que Él es Dios.

Otra razón por la que esta guerra no puede suceder durante la segunda mitad
de la Tribulación es que Israel no descansará durante la Gran Tribulación, porque
Cristo le dijo al pueblo judío en Israel que huyera a las montañas para escapar de
sus perseguidores (Mateo 24:15-16). Por lo tanto, la invasión que describe
Ezequiel no puede ser parte de la Batalla de Armagedón al final de la Tribulación.
El Punto de Vista Preferido
En mi opinión, solo un período futuro encaja claramente con la descripción de
Ezequiel. Sólo una vista sitúa la batalla entre el renacimiento físico y espiritual,
ocurre en los “últimos días” para Israel, ocurre antes del Milenio y ocurre
mientras Israel está en reposo. Ese momento es después del Rapto cuando Israel
firmó un tratado de paz con el Anticristo. Esta es la primera mitad de la
Tribulación o lo que se llama la semana setenta de Daniel, profetizada en Daniel
9.
El tratado de paz de siete años garantizará la protección del pueblo de Israel.
Israel podrá relajarse. Este momento de paz en la historia de Israel encaja
perfectamente con el escenario profético. Con estas garantías de fronteras
seguras y paz internacional, Israel dirigirá sus energías hacia el aumento de la
riqueza en lugar de la defensa. Pero el tratado de paz se hará añicos menos de
cuatro años después.
Este momento de la invasión también encaja bien con la inauguración del
imperio global del Anticristo, que comienza en el punto medio de la Tribulación
de siete años. Debe suceder algo significativo para lanzar al Anticristo al poder
mundial. La aniquilación de la coalición Gog dejaría un enorme vacío de poder y
proporcionaría una explicación plausible para el repentino ascenso del
Anticristo. Dado que el Anticristo está aliado con Israel y probablemente está
comprometido con su seguridad, puede intentar atribuirse el mérito de la
destrucción del ejército de Gog. Posiblemente incluso podría afirmar que tiene
alguna arma poderosa que causó la destrucción. En cualquier caso, seguramente
aprovechará la apertura y lo “hará girar” todo en su propio beneficio. El ascenso
del Anticristo al poder mundial a la mitad de la Tribulación es otra razón que
favorece colocar a Ezequiel 38–39 poco antes del punto medio de la Tribulación.

John Phillips está de acuerdo: “Solo un período se ajusta a todos los hechos. . .
. La invasión, entonces, tiene lugar después del Rapto de la iglesia, después del
ascenso de la Bestia en Occidente, después de la firma del pacto con Israel y justo
antes de que la Bestia se apodere del mundo. De hecho, es el colapso de Rusia lo
que hace posible su imperio global ". 230

La principal objeción a este cronograma es Ezequiel 39: 9, que dice que


después de la batalla, los habitantes de Israel harán fuego con las armas por un
período de siete años. Esto significaría que si esta invasión ocurre durante la
primera mitad de la Tribulación, las armas serían quemadas durante la segunda
mitad de la Tribulación e incluso durante los primeros años del Milenio. Si bien
esto es ciertamente un problema para esta línea de tiempo, no es inexplicable.
Los judíos podrían continuar quemando las armas durante la última mitad de la
Tribulación y los primeros tres años y medio del Milenio. Esto cumpliría la
predicción de Ezequiel 39:9.
Teniendo en cuenta todos los factores de Ezequiel 38–39, la mejor opción con
la menor cantidad de inconvenientes es ubicar los eventos durante la primera
mitad de la Tribulación. Cualquiera que sea la opinión que uno tenga del
momento de Ezequiel 38-39, “no debemos ser dogmáticos e inflexibles sobre el
tema del momento preciso de la invasión de Ezequiel. Muchos excelentes
eruditos han debatido este tema a lo largo de los siglos, y ese solo hecho es
suficiente para hacer que uno sea humilde frente a esta dificultad interpretativa.
Sí, deberíamos examinar el tema y llegar a nuestra propia conclusión. Pero
debemos mostrar gracia a aquellos que ocupan una posición diferente ". 231

¿Por Qué? El Propósito (Ezequiel 38:9-12)


El cuarto tema clave que aborda Ezequiel 38–39 es el propósito de esta invasión.
El pasaje da tanto los propósitos humanos como los divinos para la invasión. Las
fuerzas invasoras tendrán cuatro objetivos principales. Primero, hay tierra. Los
invasores desearán adquirir más territorio (Ezequiel 38:8). Cualquier invasión
militar de esta magnitud y alcance siempre incluye tierra.
Segundo, hay dinero. Los invasores vendrán para saquear Israel y amasar
riquezas (Ezequiel 38:12). Uno podría preguntarse: ¿Qué riqueza tiene Israel?
Nadie sabe con certeza qué implicará esto, pero los descubrimientos de vastas
reservas de gas frente a las costas de Israel podrían ser parte de la ecuación a
medida que el petróleo se vuelva más escaso en el futuro, desencadenando
guerras energéticas. No se equivoque, la codicia será un motivo clave detrás de
232

la invasión de Gog.

En tercer lugar, está el racismo. La horda invasora vendrá para destruir al


pueblo de Israel y borrarlo de la faz de la tierra (Ezequiel 38:10, 16). Esto está en
consonancia con el odio que vemos por el pueblo judío en los vecinos de Israel
hoy.
Cuarto es el poder. Estas naciones usarán este ataque para desafiar al
Anticristo, quien será el aliado de Israel como resultado del tratado de paz
(Daniel 9:27). Su ataque a Israel también será un ataque contra la confederación
occidental, intentando llevarla a una confrontación abierta.
Finalmente, mientras que los invasores tendrán sus malas intenciones, Dios
también tendrá Su propia motivación. Dice que a través de este ataque será
santificado a los ojos de las naciones: “y te traeré sobre mi tierra, para que las
naciones me conozcan, cuando sea santificado en ti, oh Gog, delante de sus ojos.”
(Ezequiel 38:16).

¿Qué? El Producto (Ezequiel 38:13-23)


Cuando las fuerzas invadan Israel, nadie podrá detenerlas. Estarán empeñados
en la guerra y la destrucción. El momento parecerá perfecto y los invasores no
retrocederán. Parecerá el mayor desajuste de la historia. Las invasiones árabes
de Israel en 1967 y 1973 palidecerán en comparación. El pueblo judío no podrá
vencer a sus enemigos con su propia fuerza e ingenio. Gog y su ejército cubrirán
a Israel como una nube. Parecerá que Israel está acabado.
Sin embargo, Dios vendrá al rescate de su pueblo. Dios aniquilará rápidamente
a los invasores por medios sobrenaturales. Así es como lo describe Ezequiel:

18 En aquel tiempo, cuando venga Gog contra la tierra de Israel, dijo Jehová
el Señor, subirá mi ira y mi enojo. 19 Porque he hablado en mi celo, y en el fuego
de mi ira: Que en aquel tiempo habrá gran temblor sobre la tierra de Israel;
20 que los peces del mar, las aves del cielo, las bestias del campo y toda
serpiente que se arrastra sobre la tierra, y todos los hombres que están sobre
la faz de la tierra, temblarán ante mi presencia; y se desmoronarán los montes,
y los vallados caerán, y todo muro caerá a tierra. 21 Y en todos mis montes
llamaré contra él la espada, dice Jehová el Señor; la espada de cada cual será
contra su hermano. 22 Y yo litigaré contra él con pestilencia y con sangre; y
haré llover sobre él, sobre sus tropas y sobre los muchos pueblos que están con
él, impetuosa lluvia, y piedras de granizo, fuego y azufre.
EZEQUIEL 38:18-22
Ezequiel 38–39 describe lo que podríamos llamar la "Guerra de un día" o
incluso la "Guerra de una hora" o "Cuando Gog se encuentra con Dios". Dios se
levantará en Su furor para destruir a estos invasores impíos. Dios rescatará a su
pueblo indefenso usando cuatro armas.

1. Un Gran Terremoto (Ezequiel 38:19-20). Según Jesús, la próxima


Tribulación será una época de muchos terremotos terribles (Mateo
24: 7). Este terremoto específico será usado por Dios para conquistar
y confundir a estos invasores.
2. Luchas Internas entre las Tropas (Ezequiel 38:21). En el caos
posterior al poderoso terremoto, los ejércitos de cada una de las
naciones se volverán unos contra otros. Piense en ello: las tropas de
las distintas naciones invasoras hablarán muchos idiomas diferentes.
Probablemente comenzarán a pelear contra cualquiera que no puedan
identificar.
3. Enfermedad (Ezequiel 38:22). Gog y sus tropas experimentarán una
plaga horrible y letal que se sumará a la miseria y la devastación.
4. Lluvia Torrencial, Granizo, Fuego y Azufre Ardiente (Ezequiel 38:22).
Así como Dios destruyó Sodoma y Gomorra, derramará fuego del cielo
sobre el ejército invasor.

Estas naciones se abalanzarán descaradamente sobre Israel para tomar su


tierra, pero el único pedazo de tierra que reclamarán en Israel serán sus parcelas
de entierro (Ezequiel 39:12). Saldrán a enterrar a Israel, pero Dios los enterrará.

¿Cómo? El Significado Profético


¿Se está preparando el escenario mundial para el cumplimiento de esta increíble
profecía? Muchos desarrollos importantes apuntan hacia el cumplimiento de la
profecía de Ezequiel, pero se destacan tres elementos clave.

Primero, el pueblo judío está de regreso en su tierra, cumpliendo la principal


condición previa para esta invasión. Segundo, todas las naciones predichas en
Ezequiel 38 tienen la voluntad y el deseo de acabar con el pueblo judío, y estas
naciones están formando alianzas entre sí. En tercer lugar, según Ezequiel 39:2,
4, Israel poseerá las "montañas de Israel" cuando ocurra esta invasión. Dios les
dice a los futuros invasores: “Y te quebrantaré, y te conduciré y te haré subir de las
partes del norte, y te traeré sobre los montes de Israel;". La famosa Guerra de los
Seis Días en Israel en 1967 ayudó a preparar el escenario para cumplir esta
profecía. Antes de la Guerra de los Seis Días, las montañas de Israel estaban en
manos de los árabes jordanos, con la excepción de una pequeña franja de
Jerusalén occidental. Solo desde esa guerra las montañas de Israel han estado en
Israel. Por lo tanto, muchas piezas del rompecabezas profético ya están en su
lugar para el cumplimiento de esta profecía.

Conclusión
Los eventos en el Medio Oriente hoy presagian sorprendentemente esta próxima
invasión. El continuo malestar y el odio latente por Israel son ingredientes
necesarios para lo que predice la Biblia. Las naciones suben y bajan. El mundo se
centra en Oriente Medio. Israel está en la mira. Nadie sabe cuándo vendrá el
Señor o cuánto tiempo queda antes de que la Batalla de Gog y Magog sumerja al
Medio Oriente en la guerra. Sin duda, habrá muchos giros y vueltas, algunos
esperados y otros que nunca podríamos imaginar en el clima actual. Pero la
Palabra de Dios es clara: cuando se establezca el escenario mundial, esta invasión
ocurrirá justo a tiempo en el desarrollo del guión de los últimos tiempos de Dios.
PARTE 8
El Anticristo Toma el Control
La Mitad de la Tribulación

Los tiempos serán intensos: todo estará al máximo: los mayores avances de la
ciencia, el mayor poder destructivo en manos de la gente malvada, la mayor
guerra de todos los tiempos que amenaza con estallar, la mayor actividad en
las fuerzas de los cielos, especialmente en el mundo de los espíritus malignos.
Se producirán los cambios más sensacionales e inesperados. Todo se expresará
en extremos. La exageración será casi imposible. Y con todo ello vendrán los
cumplimientos proféticos más maravillosos y milagrosos.

ARTHUR E. BLOOMFIELD, Cómo reconocer al Anticristo 233


Capítulo 25

Adoración y Guerra Satánica

EL PUNTO MEDIO DE LA TRIBULACIÓN marca un punto de inflexión en los


tiempos finales. Tres eventos significativos ocurren en esa coyuntura que allanan
el camino para la mitad final de la Tribulación: (1) la guerra satánica en el cielo
y en la tierra, (2) la adoración del Anticristo y la creación de un ídolo de él, y (3)
la muerte y resurrección del Anticristo. Veamos los dos primeros de estos
eventos.

Guerra satánica
Mucha gente se sorprende de que Satanás actualmente tenga acceso a la
presencia de Dios en el cielo (Job 1). Pero algún día ese acceso será cortado para
siempre. Esta restricción ocurrirá, según las Escrituras, en el punto medio de la
Tribulación. La exclusión de Satanás del cielo está profetizada en Apocalipsis 12.
Este capítulo sumamente simbólico describe dos grandes conflictos que
involucran a Satanás (el dragón) y sus fuerzas demoníacas, uno en el cielo y el
otro en la tierra. Aunque distintas, estas batallas están estrechamente
relacionadas.

Fase 1: Guerra en el cielo: ángeles y demonios (Apocalipsis 12:7-12)


En el primer conflicto satánico, se produce un choque titánico en el cielo entre
Satanás acompañado de sus secuaces demoníacos y el arcángel Miguel con la
hueste angelical (12:7-8). Miguel y los ángeles derrotarán al ejército de Satanás,
expulsándolos del cielo y arrojándolos a la tierra.
Cuando Satanás sea expulsado del cielo en el punto medio de la Tribulación,
habrá varios cambios significativos. “Primero, ya no podrá obtener audiencia con
Dios para acusar al pueblo del Señor. En segundo lugar, ya no tendrá acceso a la
presencia de Dios y se le concederá permiso para probar y tentar a los santos ". 234

Entercer lugar, sabiendo que le queda poco tiempo, Satanás causará tantos
estragos como sea posible. Instituirá una política de tierra quemada. Como dice
John Walvoord, "A partir de este punto en Apocalipsis, por lo tanto, Satanás y sus
huestes están excluidos del tercer cielo, la presencia de Dios, aunque su dominio
temporal sobre el segundo cielo (espacio exterior) y el primer cielo (el cielo)
continúa. La derrota de Satanás en el cielo, sin embargo, es la ocasión para que
sea enviado a la tierra y explica la virulencia particular del tiempo de la gran
tribulación ". Una de las cosas que hará que la Gran Tribulación sea tan terrible
235

es la extrema furia de Satanás que se desplegará.


Fase 2: Guerra en la Tierra: Satanás contra Israel (Apocalipsis 12:13-17)
Después de la derrota y expulsión de Satanás del cielo, inmediatamente volverá
su ira hacia Israel. Intentará borrarlos de la faz de la tierra. Esta es la segunda
guerra en Apocalipsis 12. Apocalipsis 12:1 describe a Israel como una mujer
“vestida del sol, y la luna debajo de sus pies, y en su cabeza una corona de doce
estrellas”. Esta descripción es una alusión al sueño de José en Génesis 37:9-10
donde el pueblo de Israel está claramente a la vista. Además, la mujer da a luz a
Jesús en Apocalipsis 12: 2, 5, que vincula aún más a la mujer con Israel ya que las
Escrituras dicen que el Mesías vendrá de Israel (Isaías 9:6).

Satanás enfoca su furia en la mujer y trata de acabar con el pueblo judío de una
vez por todas para frustrar las promesas de Dios. Se embarcará en una campaña
mundial de antisemitismo. Esto marcará la culminación de la eterna guerra de
Satanás contra el pueblo judío. Pero sus intentos siempre resultan
contraproducentes. ¿Alguna vez has notado que cada vez que Satanás intenta
acabar con los judíos, terminan con una fiesta? Después de la brutal esclavitud
del faraón, recibieron la Pascua. Después del complot de Amán en Ester para
acabar con ellos, consiguieron la Fiesta de Purim. Después de las atrocidades de
Antiochus Epiphanes en el período intertestamental, obtuvieron Hanukkah, o la
Fiesta de las Luces. Y después del holocausto de Hitler, obtuvieron el 14 de mayo
de 1948: el renacimiento del moderno estado de Israel. El asalto final de Satanás
contra Israel también fracasará. Resultará en el arrepentimiento de Israel, la
segunda venida de Jesús y el establecimiento del reino mesiánico.
Satanás trató de matar a Jesús para evitar que cumpliera Su ministerio
(Apocalipsis 12:5). Ese era el Plan A. Cuando fracasó, Satanás pasó al Plan B:
destruir a las personas a las que Jesús gobernará cuando regrese. Arthur
Bloomfield describe el plan de Satanás:

El intento de Satanás de destruir a los judíos es de larga data. Varias veces


en la historia los judíos han escapado por poco; de hecho, la historia de
Israel es una historia de escapes estrechos. . . . La historia de los judíos es
una historia de expulsión de un país tras otro. Cuando Satanás toma la
delantera, los judíos están en problemas. . . . Todo el programa futuro de
Dios gira en torno a Israel. . . . Cuando Cristo regrese, según el profeta
Zacarías, sus pies estarán sobre el monte de los Olivos que está delante de
Jerusalén. Los judíos serán el núcleo del nuevo reino. Si Satanás quiere ganar
esta guerra y retener el control de la tierra, debe necesariamente destruir a
todos los judíos. Eso evitaría el establecimiento del reino de Dios en el
mundo. Esto es básico en el programa de Satanás. 236

La furia de Satanás contra Israel durará 1.260 días (3 años y medio) según
Apocalipsis 12:6, 14. Esta es la segunda mitad de la Tribulación. Dios protegerá
sobrenaturalmente a Israel del ataque de Satanás, simbolizado por una feroz
inundación que fluye de la boca del dragón (Apocalipsis 12:14-16). Satanás usará
al Anticristo como su herramienta principal para llevar a cabo su plan de
exterminio. Una descripción del Anticristo sigue inmediatamente en Apocalipsis
13. Mientras el Anticristo lleva a cabo el plan de Satanás, romperá su pacto con
Israel en el punto medio de la Tribulación. Esto marcará el comienzo de su
reinado de terror para Israel.

Las Principales Actividades de Satanás en los Últimos Tiempos


Él guiará la Trinidad Falsa e impía (Apocalipsis 13: 2; 16:13).
Él y su ejército demoníaco serán expulsados del cielo por el arcángel Miguel (Apocalipsis
12: 7-9).
Él perseguirá al pueblo judío (Apocalipsis 12: 13-15).
Él sabrá que su tiempo es corto, por lo que derramará su ira sobre la tierra (Apocalipsis
12:12).
Acusará al pueblo de Dios ante el trono (Apocalipsis 12:10).
Engañará al mundo (Apocalipsis 12: 9; 20: 8, 10).
Fomentará y liderará la rebelión final contra Dios (Apocalipsis 20: 7-10).

Nombres y Títulos Proféticos para el Diablo


Satanás (Apocalipsis 2:9)
El Diablo (Apocalipsis 2:10; 12:9)
Un gran Dragón Rojo (Apocalipsis 12:3)
El gran Dragón (Apocalipsis 12:9)
La Serpiente Antigua (Apocalipsis 12:9)
El Acusador (Apocalipsis 12:10)
El que Engaña al Mundo Entero (Apocalipsis 12:9; 20:10)
Adoración Satánica: la Abominación Desoladora

Mientras la guerra satánica estalla en el cielo y se extiende a la tierra, otro evento


en la tierra pondrá en marcha una serie de eventos dramáticos que obligarán al
mundo entero a adorar al Anticristo. Este evento involucrará al Anticristo, el
falso profeta y el Templo reconstruido en Jerusalén. Este futuro santuario será el
tercer templo judío, o lo que a menudo se llama el "Templo de la Tribulación".
Durante al menos parte de la primera mitad de la Tribulación, el pueblo judío,
bajo su tratado de paz con el Anticristo, reconstruirá su Templo y comenzará a
ofrecer sacrificios allí (Daniel 9:27). Sin embargo, a la mitad de la Tribulación de
siete años, todo eso cambiará. Comparando los siete años con una semana, Daniel
9:27 dice: “Y por otra semana confirmará el pacto con muchos; a la mitad de la
semana hará cesar el sacrificio y la ofrenda. Después con la muchedumbre de las
abominaciones vendrá el desolador, hasta que venga la consumación, y lo que está
determinado se derrame sobre el desolador.”. En este punto, el Anticristo romperá
su tratado con Israel y cometerá un acto que a menudo se llama "la abominación
desoladora". La Escritura se refiere a este sacrilegio varias veces (Daniel 9:27;
12:11; Mateo 24:15; Marcos 13:14).
¿Qué es exactamente la abominación desoladora? Primero, la palabra
abominación se refiere a un ídolo o imagen. En segundo lugar, la primera
referencia a la abominación desoladora en Daniel 9:27 la vincula con el hecho de
que el Anticristo rompió su pacto con Israel. La frase “en el ala de las
abominaciones” se refiere al pináculo del Templo, enfatizando la idea de una
influencia que se extiende. En otras palabras, lo que comienza en el Templo se
extenderá a otros lugares. La abominación desoladora es entonces un ídolo o
237

imagen que desola el Templo y se extiende desde allí al mundo entero. Warren
Wiersbe dice: “¿Qué es la abominación desoladora? Es la imagen de 'la bestia'
instalada en el templo de Israel en Jerusalén. Un ídolo ya es bastante malo; pero
ponerlo en el templo es el colmo de toda blasfemia. Dado que Satanás no podía
ordenar la adoración en el cielo, irá al siguiente mejor lugar: el templo judío en
la Ciudad Santa ”.238

Antíoco y la Abominación
Los estudiantes de la Biblia ya tienen una buena idea de cómo será esta
abominación porque la historia ya nos ha dibujado un cuadro. La abominación
del templo por parte del Anticristo repetirá lo que el rey seléucida (sirio),
Antíoco IV (Epífanes), le hizo al templo judío en el 167 a. C. A Antíoco se le suele
llamar el "Anticristo del Antiguo Testamento". Cuando invadió y conquistó la
ciudad de Jerusalén, sus soldados saquearon el templo, lo profanaron ofreciendo
un cerdo, considerado inmundo, en el altar del templo, detuvieron los sacrificios
judíos e instituyeron el culto pagano erigiendo una estatua de Zeus en el lugar
santo de Santos. (Casualmente, el rostro de la estatua de Zeus se parecía al rostro
de Antíoco.) Primera de Macabeos 1:10-63 y 2 Macabeos 5:1 describen este
evento.
Sorprendentemente, el profeta Daniel predijo esta abominación unos
cuatrocientos años antes de que sucediera.

Incluso desafió al Comandante del ejército celestial cancelando los sacrificios


diarios que se le ofrecían y destruyendo su Templo. El ejército del cielo no pudo
responder a esta rebelión. De modo que el sacrificio diario se detuvo y la verdad
fue derribada. El cuerno tuvo éxito en todo lo que hizo.
Entonces escuché a dos santos hablar entre ellos. Uno de ellos preguntó:
“¿Cuánto tiempo durarán los eventos de esta visión? ¿Hasta cuándo la rebelión
que causa la profanación detendrá los sacrificios diarios? ¿Hasta cuándo serán
pisoteados el templo y el ejército celestial?

11 Aun se engrandeció contra el príncipe de los ejércitos, y por él fue quitado el


continuo sacrificio, y el lugar de su santuario fue echado por tierra.
12 Y a causa de la prevaricación le fue entregado el ejército junto con el
continuo sacrificio; y echó por tierra la verdad, e hizo cuanto quiso, y
prosperó. 13 Entonces oí a un santo que hablaba; y otro de los santos preguntó
a aquel que hablaba: ¿Hasta cuándo durará la visión del continuo sacrificio, y
la prevaricación asoladora entregando el santuario y el ejército para ser
pisoteados? 14 Y él dijo: Hasta dos mil trescientas tardes y mañanas; luego el
santuario será purificado.
DANIEL 8:11-14

El próximo en llegar al poder será un hombre despreciable que no está en línea


para la sucesión real. Entrará cuando menos se lo espere y se apoderará del reino
con halagos e intrigas.
DANIEL 11:21

Su ejército se apoderará de la fortaleza del Templo, contaminará el santuario,


pondrá fin a los sacrificios diarios y establecerá el objeto sacrílego que causa la
profanación.
DANIEL 11:31
Antíoco IV cometió otras atrocidades, incluida la quema de copias de la Torá y
obligar a la gente a comer cerdo y realizar sacrificios paganos en violación de la
ley mosaica. La abominación de Antíoco IV presagia la abominación final del
Anticristo en los últimos tiempos.
Dos Fases Futuras de la Abominación
Dos fases principales están involucradas en la abominación desoladora en los
últimos tiempos. En su toma inicial de Jerusalén, el Anticristo se sentará en el
239

mismo Lugar Santísimo en el Templo, declarando al mundo que él es Dios,


estableciendo así la religión falsa final que impondrá en el mundo entero (2
Tesalonicenses 2:3-4). El Anticristo no podrá sentarse en el Templo las 24 horas
del día, los 7 días de la semana para recibir adoración, por lo que en esta segunda
fase de abominación, encargará que se construya una imagen o ídolo de su
semejanza para sentarse en el Templo en su lugar (Apocalipsis 13:11-15). Que
un ídolo estará involucrado está claro por el significado de la palabra
abominación (“ídolo”), así como por las acciones de Antíoco IV al establecer una
imagen.
La mano derecha del Anticristo, el falso profeta, recibirá la autoridad para
hacer grandes señales y maravillas, engañando a la gente para que adore a la
Bestia. Su mayor engaño será la construcción de una imagen o semejanza del
Anticristo que cobrará vida. El falso profeta colocará esta imagen, como hizo
Antíoco IV, en el Lugar Santísimo. Jerusalén será el centro religioso del Anticristo
y el Templo servirá como centro de adoración con la imagen viviente en su
recinto interior. Se requerirá que toda la tierra adore a la Bestia y su imagen o
enfrentará la muerte (Apocalipsis 13:15).

Las dos fases de la abominación desoladora, por lo tanto, serán los dos eventos
que tendrán lugar dentro del Lugar Santísimo del Templo de Jerusalén: la
declaración del Anticristo de que él es Dios, y luego su creación de una imagen
de sí mismo. El ídolo permanecerá allí durante los últimos 1260 días o 3 años y
medio del período de la Tribulación. Daniel 12:11 dice que la abominación
desoladora permanecerá en el Lugar Santo durante 1.290 días. Esos son los
últimos 3 años y medio de la Tribulación (1260 días) más treinta días
adicionales. ¿Por qué treinta días más? Cuando Jesús regrese en Su segunda
venida al final de la Tribulación, el Anticristo será destruido, pero evidentemente
los juicios de Cristo tomarán algún tiempo para completarse, por lo que la
imagen permanecerá en el Templo por otros treinta días más allá de ese tiempo
y luego también será eliminado y destruido.

Conclusión
El punto medio de la Tribulación estará marcado por una guerra angelical en el
cielo que se desbordará sobre la tierra cuando Satanás y sus ángeles caídos sean
expulsados del cielo. Al darse cuenta de que le queda un breve tiempo antes del
regreso de Cristo, Satanás desatará su furia en la tierra, con Israel en el vórtice
de su veneno. El Anticristo será su instrumento elegido para borrar a Israel. A
medida que el Anticristo persiga esta agenda antisemita, romperá su pacto con
Israel, subyugará la tierra y profanará el Templo reconstruido, requiriendo que
el mundo adore su imagen que se establecerá en el Lugar Santísimo. Mientras se
desarrollan estos eventos, hay un evento más en el punto medio de la Tribulación
que conmocionará al mundo y cambiará todo. El Anticristo morirá y volverá a la
vida.
Capítulo 26

Muerto y Vivo
El Asesinato y Resurrección del Anticristo

Un CASO IMPRESIONANTE de los últimos tiempos que llevará al Anticristo al culto


global como Dios será su muerte y restauración de la vida. Apocalipsis 13:3-4 lo
describe.
La bestia que has visto, era, y no es; y está para subir del abismo e ir a perdición;
y los moradores de la tierra, aquellos cuyos nombres no están escritos desde la
fundación del mundo en el libro de la vida, se asombrarán viendo la bestia que era
y no es, y será.
Apocalipsis 17:8 es un pasaje paralelo.

La bestia que viste alguna vez estuvo viva, pero ahora no lo está. Y sin
embargo, pronto saldrá del abismo e irá a la destrucción eterna. Y las
personas que pertenecen a este mundo, cuyos nombres no estaban escritos
en el Libro de la Vida antes de que el mundo fuera creado, se asombrarán de
la reaparición de esta bestia que había muerto.
Hay diferentes opiniones sobre lo que describen estos textos. Primero, ¿está
hablando de la muerte y resurrección de una persona o de otra cosa? En segundo
lugar, ¿es una resurrección real o es falsa? Veamos estas dos preguntas
sucesivamente.

Pregunta # 1: ¿Persona o Imperio?


Algunos creen que la muerte y resurrección de la Bestia en Apocalipsis 13 se
refiere a la caída del Imperio Romano en el 476 d.C. y su resucitación en los
últimos tiempos. En otras palabras, estos pasajes se refieren al imperio, no a una
persona individual.
Es cierto que la Bestia en Apocalipsis 13 y 17 representa tanto al imperio como
a su emperador, al reino y a su rey. A menudo, en la historia, un gran líder
difícilmente puede distinguirse de su reino. Son prácticamente inseparables. Por
ejemplo, Nabucodonosor fue la encarnación de Babilonia. Daniel 2 describe a
Babilonia como la cabeza de oro en una gran estatua, pero Daniel le dijo al rey
Nabucodonosor: “Tú eres aquella cabeza de oro” (Daniel 2:38). Se cita a Luis XIV
diciendo en un momento: "Yo soy Francia". La pregunta en Apocalipsis 13 es,
¿cuál está principalmente a la vista: el imperio o el emperador? Me parece que
es el gobernante.
Estoy a favor de este punto de vista por tres razones principales. Primero, el
lenguaje en Apocalipsis 13 parece referirse en su mayor parte a un individuo. Los
pronombres él y suyo se utilizan repetidamente. La segunda bestia en Apocalipsis
13:11-18 construye un ídolo para la primera bestia. Un ídolo así sería extraño si
fuera un imperio en lugar de una persona.

En segundo lugar, ¿estaría el mundo entero realmente asombrado por el


renacimiento del Imperio Romano? Cuando la Bestia es muerta y vuelve a la vida,
“toda la tierra se asombró y siguió a la bestia” (Apocalipsis 13:3). John Phillips
capta la gravedad de tal evento: “Con este golpe maestro de milagro, el diablo
trae al mundo a los pies de su mesías. . . . Es este milagro de su resurrección el
que se da como la razón de la popularidad de la Bestia. Sin duda, todo el asunto
será organizado por Satanás y el falso profeta para causar el mayor impacto
posible en los hombres. Su máquina de propaganda se encargará de que el
milagro se magnifique y se desarrolle al máximo ". Esta resurrección es el
240

evento que impulsa a la Bestia a la popularidad y obliga al mundo a caer a sus


pies. Esta respuesta sería mucho más probable si se refiere a un hombre. Si un
gran líder mundial fuera asesinado con una herida mortal en la cabeza y luego
volviera a la vida unos días después, esta respuesta sería comprensible.
Una tercera razón para aplicar esto a un hombre es que, como dice Warren
Wiersbe, “sería difícil entender cómo un reino puede ser asesinado por una
espada. Creo que es mejor aplicar esta profecía a personas individuales ". Estoy
241

de acuerdo. El líder del Imperio Romano reunificado es la figura principal que se


ve en Apocalipsis 13:1-10.
Habiendo concluido que Apocalipsis 13 se refiere principalmente a un
individuo, llegamos a la siguiente pregunta: ¿Es la resurrección de la Bestia
durante la Tribulación algo que realmente ocurre, o es solo un truco barato? ¿Es
real o simplemente una falsificación?

Pregunta # 2: La Resurrección: ¿Real o Falsa?


Muchos eruditos sostienen que dado que Satanás no tiene el poder de dar vida,
esta muerte y resurrección serán una ilusión. El Anticristo realmente no morirá.
J. Vernon McGee representa este punto de vista.

Solo Cristo puede resucitar a los muertos, tanto salvos como perdidos.
Satanás no tiene poder para resucitar a los muertos. No es un dador de vida.
Es un diablo, un destructor, un traficante de muerte. . . . Creo que la bestia es
un hombre que exhibirá una resurrección de imitación y falsificación. Este
será el gran engaño, la gran mentira del Período de la Gran Tribulación. . . .
No aceptarán la resurrección de Cristo, pero seguro que van a fingir la
resurrección del Anticristo. . . . Nadie puede duplicar la resurrección de
Cristo; pueden imitarlo, pero no pueden duplicarlo. Sin embargo, el
Anticristo lo imitará de una manera que engañará al mundo; es la gran
mentira. Los creyentes dicen: "¡Cristo ha resucitado!" La jactancia de los
incrédulos en ese día será: "¡También lo es el Anticristo!" El Imperio
Romano volverá a existir bajo la mano cruel de un hombre que fingió una
resurrección, y un mundo crédulo que rechazó a Cristo finalmente será
engañado por esta falsificación. 242

Si bien estoy totalmente de acuerdo en que solo Dios tiene el poder de


resucitar a los muertos, creo que las Escrituras enseñan que el Anticristo
parodiará a Cristo tan completamente que el Anticristo realmente morirá y
volverá a la vida. Es una verdadera reanimación. Consideremos la evidencia
bíblica para este punto de vista.
El Mayor Poder de Satanás
Primero, durante la Tribulación, el limitador será removido y el poder de Satanás
se desatará en formas nunca antes vistas. El Espíritu Santo ahora restringe a
Satanás de ciertas actividades (2 Tesalonicenses 2:6-7). Una vez que el Espíritu
Santo se haga a un lado, Satanás estará más activo (2 Tesalonicenses 2:9). Pablo
dice específicamente que Dios enviará esta actividad “para que crean lo que es
falso, para que sean juzgados todos los que no creyeron en la verdad, sino que se
complacieron en la maldad” (2 Tesalonicenses 2:11-12). Con mayor poder y
libertad, a Satanás se le dará la capacidad de resucitar al Anticristo.
Apocalipsis 13:3 nos dice que la Bestia tendrá una "herida mortal [que] fue
sanada". Apocalipsis 13 también dice que el falso profeta "hace que la tierra y sus
habitantes adoren a la primera bestia" (13:12,), "realiza grandes señales"
(13:13,), "engaña a los que habitan sobre la tierra a causa de las señales que le
fue dado hacer” (13:14), y “da [s] aliento a la imagen de la bestia, para que la
imagen de la bestia hasta hable” (13:15, ). Si Satanás tiene el poder de dar vida a
un ídolo muerto, entonces ¿por qué no es posible para él (con el permiso de Dios)
resucitar a un hombre de entre los muertos? Apocalipsis 13 contiene el
243

estribillo repetido “y le fue dado” o “y la bestia fue permitida”. Esta frase deja en
claro que Dios es el que permite que el Anticristo lleve a cabo sus planes. Su
autoridad es una autoridad permitida por Dios. Dios es soberano sobre todo lo
que sucede. De la misma manera, Dios le permitirá a Satanás la habilidad de
levantar al Anticristo de entre los muertos.
Señales, Maravillas y Milagros
La segunda razón para creer que la resurrección es auténtica es que Jesús, Pablo
y Juan describen las obras milagrosas de Satanás con el mismo lenguaje utilizado
para describir los milagros de Jesús (Mateo 24:24; 2 Tesalonicenses 2:9;
Apocalipsis 13:13-15; 16:13-14; 19:20). Las Escrituras presentan
consistentemente las “señales, prodigios y milagros” de Satanás como
verdaderamente milagrosos.
Signo es la palabra más común que se usa para describir las obras milagrosas
de Cristo y sus apóstoles. Pero estas “señales” también describen milagros
satánicos en la Tribulación (Apocalipsis 13:13-14; 16:14), “y se usa la misma
combinación de palabras: grandes señales y prodigios (Mateo 24:24; Marcos
13:22), todo poder, señales y maravillas (2 Tesalonicenses 2:9)". maravilla
244 La

aparece dieciséis veces en el Nuevo Testamento y siempre va acompañada de la


palabra signo. La única instancia de la palabra maravilla que no describe a
245

Cristo o los apóstoles se usa para describir los milagros del Anticristo (2
Tesalonicenses 2:9). Las palabras griegas dunamis y energeia, traducidas como
“milagro” y “obrar”, siempre se refieren a “las obras de Dios” con una excepción,
2 Tesalonicenses 2:9, que describe la obra de Satanás. Philip Edgcumbe Hughes
246

lo une todo:

Es mejor tomar las señales, las maravillas y los milagros como


pertenecientes en conjunto en lugar de indicar tres formas diferentes de
manifestación. . . . Así, un signo, que es la palabra que se usa constantemente
en el Cuarto Evangelio para las obras milagrosas de Cristo, indica que el
evento no es una ostentación vacía de poder, sino que es significativo en el
sentido de que, como signo, apunta más allá de sí mismo a la realidad. de la
mano poderosa de Dios en acción. Una maravilla es un acontecimiento que,
por su carácter sobrehumano, provoca asombro y asombro en el
espectador. Un milagro (o literalmente poder) enfatiza el carácter dinámico
del evento, con especial atención a su resultado o efecto. 247

Como sin duda habrás notado, 2 Tesalonicenses 2:9 es un pasaje clave aquí,
que dice que el hombre del desafuero es "aquel cuya venida está de acuerdo con
la actividad de Satanás, con todo poder y señales y falsas maravillas" . Parece que
la Biblia nos dice que estos son milagros similares a los que hizo nuestro Señor.
"La palabra pseudos ('falso') en 2 Tesalonicenses 2:9 tiene que ver con los
resultados de los milagros, no con su falta de autenticidad u origen
sobrenatural". 248

Los pasajes bíblicos que describen los milagros realizados por el Anticristo y
el falso profeta usan el mismo lenguaje que los pasajes que describen los
milagros de Cristo en Su primera venida. Este hecho apoya la noción de que la
Tribulación es un momento único en la historia en el que Dios permite que
Satanás use milagros para engañar a los que rechazan la salvación de Cristo.
Satanás usará su poder al máximo, incluso resucitando al Anticristo de entre los
muertos. El lenguaje usado por los escritores inspirados del Nuevo Testamento
no permitirá el significado de que estas obras satánicas son solo juegos de magia.
Asesinado y ha Vuelto a la Vida
Similitudes adicionales en el lenguaje apuntan a una verdadera resurrección.
Apocalipsis describe la muerte del Anticristo y su regreso a la vida de la misma
manera que el lenguaje sobre la muerte y resurrección de Cristo. Apocalipsis
13:3, 12 describe la herida fatal de la Bestia. Apocalipsis 5:6 describe al Cordero
inmolado (hos esphagmenon), que son las mismas palabras que se usan para la
herida que recibió la Bestia (hos esphagmenen) en Apocalipsis 13:3. Debido a esta
estrecha similitud, Charles C. Ryrie concluye: “Si Cristo murió en realidad,
entonces parece que este gobernante también morirá. Pero su herida sanará, lo
que solo puede significar la restauración de la vida. . . . Al parecer, en realidad
muere, desciende al abismo y vuelve a la vida. Es comprensible que el mundo se
pregunte por él ". Del mismo modo, comparando las declaraciones sobre la
249

muerte de Cristo en Apocalipsis 5:6 y la muerte de la Bestia en Apocalipsis 13, JB


Smith dice: “Ya que las palabras en el primer caso significan la muerte de Cristo
por violencia, así será verdaderamente el emperador encuentra una muerte
violenta. En cada caso, las marcas o insignias de una muerte violenta son
evidentes ". 250

Además, en cuanto al lenguaje de la resurrección, “la palabra que se refiere al


regreso de la bestia a la vida es similar a la palabra que se usa para el regreso de
Cristo a la vida. Jesús es Aquel 'que estaba muerto y ha vuelto a la vida [ezesen]'
(Apocalipsis 2:8). Y la bestia será la 'que tenía la herida de espada y ha vuelto a
la vida [ezesen]' (13:14) ”.251

Apocalipsis 17:8, 11 apoya esto cuando se refiere a la Bestia, que “era y no es”
. Gregory Harris señala que esta expresión “bien puede referirse a las heridas del
Anticristo en 13:3, 12 y 14. Las palabras 'no es' se refieren a la muerte física de
la bestia, seguida de su ascenso desde el abismo (17:8), que se refiere a su
regreso a la vida (13:14)”. John Phillips se basa en esta noción, diciendo: “La
252

Bestia tiene dos venidas. Aparece primero como la 'bestia'. . . fuera del mar
'(13:1), y más tarde, después de su asesinato, como la' bestia. . . del abismo
'(17:8)". 253En otras palabras, el Anticristo resucitará del abismo con poderes
infernales para engañar al mundo.
Conclusión
Como dijimos anteriormente, Dios es quien capacita a Satanás y sus discípulos
para hacer estas cosas de una manera similar a la que usaría cualquier
instrumento humano para realizar milagros genuinos. Harris dice: “La
posibilidad del regreso de la bestia a la vida (ya sea con el permiso soberano de
Dios o con Su trabajo activo) no debe descartarse fácilmente. En otras palabras,
no es imposible que el Anticristo regrese a la vida debido al estado único de la
Tribulación y la mayor capacidad del poder satánico durante ese tiempo, así
como a Dios ampliando los parámetros de lo que Él permitirá o logrará
directamente. " Dios usará a Satanás para sus propios propósitos (2
254

Tesalonicenses 2:11-12).
Por estas razones, creo que el Anticristo realmente morirá y volverá a la vida
en una sorprendente parodia de la muerte y resurrección de Jesucristo. Este
asombroso evento ocurrirá en el punto medio de la Tribulación de siete años y
coincidirá con la expulsión de Satanás del cielo (Apocalipsis 12:12). Al darse
cuenta de que el tiempo se acaba, Satanás duplicará la resurrección de Cristo y
morará en el Anticristo. Estos eventos serán parte del dramático engaño que Dios
permitirá durante esa temporada especial de tiempo al final de los tiempos. A
partir de ese momento, el Anticristo, habiendo regresado de la perdición y
habitado por Satanás, tendrá el poder de realizar todo tipo de señales, prodigios
y milagros y desatará su gran obra final de engaño.

JB Smith describe el impacto que este asombroso evento tendrá en el mundo


en los últimos tiempos: “Así como la propagación temprana y la perpetuidad de
la fe cristiana se basan en la resurrección de Cristo, la adoración y el homenaje
casi universales concedidos a la bestia en la última mitad del período de
tribulación solo se puede explicar por la resurrección del emperador caído de
Roma ". Este evento lanzará al mundo a su última era oscura, la Gran
255

Tribulación, cuando la Bestia "dejará su huella".


PARTE 9
La Gran Tribulación
Los Últimos Tres Años y Medio

“porque habrá entonces gran tribulación, cual no la ha habido desde el


principio del mundo hasta ahora, ni la habrá.”

JESUCRISTO, MATEO 24:21


Capítulo 27

La Marca de la Bestia
¿Será la mano derecha o la frente?

CUANDO LA IGLESIA se estaba estableciendo en nuestra dirección de la calle en


nuestro sitio actual, el servicio postal nos dijo que podíamos elegir cualquier
número entre 500 y 699 Norte Coltrane. Un hombre de nuestra iglesia sugirió el
número 666 N. Coltrane como la dirección de nuestra iglesia. Sin duda llamaría
la atención de la gente y sería fácil de recordar. Como amo tanto la profecía
bíblica, esta sugerencia me tentó casi más de lo que podía soportar. Sin embargo,
mi buen juicio finalmente se hizo cargo, y nos conformamos con el 600 N.
Coltrane, más mundano.
El número 666, la llamada marca de la Bestia, puede ser uno de los temas más
intrigantes de toda la profecía bíblica. Probablemente ha habido más
especulaciones, sensacionalismo y tonterías sobre este tema que cualquier otro
en la profecía bíblica. Con el paso del tiempo, el verdadero significado de la marca
parece casi haberse perdido. El número se ha trivializado por asociación repetida
con casi todos los casos aleatorios. Aquí hay una lista que encontré hace unos
años.

Ruta 666 El camino de la Bestia


00666 El código postal de la Bestia
Phillips 666 la gasolina de la Bestia
LXVI El número romano de la Bestia
666k el plan de jubilación de la Bestia
999 El número australiano de la Bestia
IAM666 La matrícula de la Bestia
666i El BMW de la Bestia

Si bien el 666 ha sido trivializado y sensacionalizado, es un tema serio que


requiere y merece una cuidadosa investigación. Las preguntas giran en torno al
significado y la aplicación de esta marca. ¿Qué es? ¿Cuándo se cumplirá? ¿Por qué
666? ¿Cuál es su propósito? ¿Tiene alguna conexión con la tecnología moderna?
¿La Marca es Pasada o Futura?
El primer problema que debe resolverse es el período de tiempo de esta marca.
¿Se ha cumplido ya la marca de la Bestia, o es algo que aún queda en el futuro?
Muchos eruditos que tienen una visión preterista (pasada) del libro de
Apocalipsis creen que el romano César Nerón era la Bestia. Sostienen que la
marca de la Bestia se cumplió completamente durante su reinado (54-68 d . C.). 256

preteristas sostienen que todas o la mayoría de las profecías del Apocalipsis y


Los

el resto del Nuevo Testamento se cumplieron durante la Guerra Judía (66-70 d.


C.) y la destrucción de Jerusalén en el 70 d. C. Para ellos, la Bestia no es un
“enemigo futuro”. ; es una reliquia de la historia ". En su opinión, la Bestia ya
257

apareció en escena y fue derrotada por Cristo.

Los preteristas argumentan que el término griego "Neron Caesar" escrito en


caracteres hebreos es equivalente a 666. Señalan que algunos manuscritos
griegos antiguos contienen el variante número 616 en lugar de 666 y que el
término latino "Nero Caesar" equivale a 616. Los defensores también señalan el
258

hecho de que la persecución bajo Nerón duró aproximadamente cuarenta y dos


meses o 1.260 días como se menciona en Apocalipsis 13:5. 259

Sin embargo, identificar a Nero con la bestia del mar presenta serias
dificultades. Primero, Apocalipsis fue escrito en el año 95 d.C., casi treinta años
después de que el reinado de Nerón ya había terminado. Por lo tanto, asumiendo
que el Apocalipsis es de naturaleza profética, no puede tratarse de él. La fecha
260

de Apocalipsis es el problema más obstinado para todo el punto de vista


preterista. La visión tradicional y dominante de la iglesia desde el siglo II hasta
hoy es que el Apocalipsis fue escrito en el 95 d.C. cerca del final del reinado de
Domiciano. Todas las luminarias de la iglesia primitiva que abordaron el tema se
mantuvieron en la fecha del 95 d.C. Esto elimina la visión preterista como una
alternativa viable, incluida su opinión de que Nerón era la bestia de Apocalipsis
13.
Un segundo problema es una cuestión de interpretación inconsistente. Los
preteristas interpretan los cuarenta y dos meses del reinado mundial de la Bestia
literalmente, y luego se dan la vuelta e interpretan casi todos los demás números
en Apocalipsis simbólicamente. ¿Por qué tomar los cuarenta y dos meses
literalmente y los demás simbólicamente?
En tercer lugar, y lo más importante, Nerón nunca cumplió las numerosas
declaraciones claras en Apocalipsis 13. Aquí hay solo algunos ejemplos:
 La Bestia será adorada por el mundo entero (Apocalipsis 13:8).
 Todas las clases de humanidad se verán obligadas a tomar partido
(Apocalipsis 13:15). Robert Thomas, un destacado estudioso del Nuevo
Testamento, señala que este lenguaje “se extiende a todas las personas de
todos los rangos cívicos. . . todas las clases clasificadas según la riqueza. .
. cubre todas las categorías culturales. . . . Las tres expresiones son una
fórmula para la universalidad ". 261

 Obligará a las personas a llevar su marca en la mano derecha o en la frente


para realizar cualquier transacción comercial.
 El falso profeta erigirá una imagen de la Bestia, y todo el mundo debe
adorarla.
 La Bestia será asesinada y volverá a la vida.
 La Bestia en Apocalipsis 13:1-10 tendrá un asociado, el falso profeta,
quien invocará fuego del cielo y dará aliento a la imagen (13:11-18).
Ninguna de estas profecías se cumplió durante el reinado de Nerón. Ni Nerón
ni ningún otro emperador romano marcaron al mundo entero con el 666. Nerón
no tuvo un asistente o ministro de propaganda como el falso profeta como lo
predice Apocalipsis 13. Pero el Anticristo cumplirá todas estas profecías con
262

precisión.
Cuarto, para que el nombre de Nero sea igual a 666, debes usar el título preciso
Neron Caesar. Ninguna otra forma de su nombre funcionará. Además, una forma
abreviada del nombre del romano César Domiciano (81-96 d.C.) también
equivale a 666. Apocalipsis 13:17 dice específicamente que el número es igual
263

al "nombre de la bestia o al número que representa su nombre". Neron Caesar


no era el nombre de Nero. La palabra César es un título, no parte de su nombre.
Sería como agregar la palabra Presidente antes del nombre de una persona hoy e
incluirla como parte de su nombre. Esta interpretación va más allá de lo que dice
el texto de Apocalipsis 13:17.
Quinto, si la relación del 666 con Nerón es tan obvia, como afirman los
preteristas, ¿por qué le tomó casi 1.800 años a alguien conectar los dos? Todos
264

los padres de la iglesia primitiva que escribieron después de la época de Nerón


adoptaron una visión futurista de la bestia del mar y el número 666. Los 265

primeros en sugerir claramente una conexión entre Nerón y el 666 fueron cuatro
eruditos alemanes en la década de 1830. 266

Apocalipsis 13:16-18 dice claramente que el número 666 será la marca


propuesta para la mano derecha o la frente. Nadie en la historia, incluido Nero,
ha propuesto tal número durante condiciones similares a la Tribulación, por lo
que las conjeturas pasadas sobre su identidad pueden ser anuladas sobre esta
base. Robert Thomas proporciona una guía sabia en esta área:

La mejor parte de la sabiduría es estar contento de que la identificación aún


no está disponible, pero lo estará cuando el futuro falso Cristo ascienda a su
trono. La persona a la que se aplica el 666 debe haber sido futura para la
época de John, porque John claramente quiso decir que el número fuera
reconocible para alguien. Si no fue discernible para su generación y los que
lo siguieron inmediatamente —y no lo fue—, la generación para la que será
discernible debe haber estado (y todavía está) en el futuro. Las generaciones
pasadas han proporcionado muchas ilustraciones de este personaje futuro,
pero todos los candidatos pasados han demostrado ser inadecuados como
logros. 267

Ni Nerón ni ninguna otra persona del pasado cumplieron las profecías


detalladas de Apocalipsis 13:1-10. La única conclusión a la que podemos llegar
si creemos que la Biblia es verdadera es que esto debe cumplirse en el futuro
cuando se revele la Bestia final.

¿Qué es la Marca de la Bestia?


Habiendo determinado que esta marca de la Bestia aún está por llegar, lo
siguiente que debemos hacer es definir la naturaleza de esta marca futura.
Apocalipsis 13:16-18 es la llave bíblica que abre la puerta al significado del 666,
la marca de la Bestia y la economía mundial venidera. Este pasaje es el punto de
entrada bíblico para cualquier discusión sobre el 666.

16 Y hacía que a todos, pequeños y grandes, ricos y pobres, libres y esclavos, se les
pusiese una marca en la mano derecha, o en la frente; 17 y que ninguno pudiese
comprar ni vender, sino el que tuviese la marca o el nombre de la bestia, o el número
de su nombre. 18 Aquí hay sabiduría. El que tiene entendimiento, cuente el número
de la bestia, pues es número de hombre. Y su número es seiscientos sesenta y seis.
El tema clave que subyace a la marca de la Bestia es “la adoración [de] la
imagen de la bestia” (Apocalipsis 13:15). Durante la Tribulación, el falso profeta,
que es el líder de la maquinaria de propaganda religiosa del Anticristo,
encabezará la campaña de la marca de la Bestia (Apocalipsis 13:11-18). La marca
de la Bestia obligará a la gente a declarar su lealtad al Anticristo oa Jesucristo.
Será imposible ser neutral o indeciso. Aquellos que no reciban la marca serán
asesinados (Apocalipsis 20:4). La Escritura es muy específica: el falso profeta
requerirá una "marca" de lealtad y devoción a la Bestia, y estará "a la derecha",
no a la izquierda, "o en la frente" (Apocalipsis 13:16). Pero, ¿qué es esta "marca"?
La marca de la palabra aparece en toda la Biblia. Por ejemplo, se usa muchas
veces en Levítico como una referencia a una marca que hace que el sujeto sea
ceremonialmente impuro, generalmente relacionado con la lepra. Claramente,
en estos casos la “marca” es externa y visible.
Curiosamente, Ezequiel 9: 4 usa la marca de manera similar a como la usa
Apocalipsis: “Él le dijo: 'Camina por las calles de Jerusalén y pon una marca en la
frente de todos los que lloran y suspiran por los pecados detestables que se
cometen en Jerusalén. su ciudad '”. Aquí la marca preservó a los justos, similar a
la forma en que la sangre en los postes de las puertas libró a los hebreos del ángel
de la muerte en el Éxodo. En Ezequiel, la marca se coloca visiblemente en la
frente, lo que anticipa la práctica descrita en Apocalipsis.
El Nuevo Testamento griego usa la palabra para "marca" o "señal" (charagma)
ocho veces, y Apocalipsis contiene siete de esas. Los siete se refieren a “la marca
de la bestia” (Apocalipsis 13:16, 17; 14:9, 11; 16:2; 19:20; 20:4). La palabra
marca en griego (charagma) significa "una marca o sello grabado, grabado,
marcado, cortado, impreso". Robert Thomas explica cómo se usaba la palabra
268

en la antigüedad.

La marca debe ser una especie de marca similar a la dada a los soldados,
esclavos y devotos del templo en la época de Juan. En Asia Menor, los
devotos de las religiones paganas se deleitaban con la exhibición de tal
tatuaje como emblema de propiedad de cierto dios. En Egipto, Ptolomeo
Philopator I marcó a los judíos, que se sometieron al registro, con una hoja
de hiedra en reconocimiento a su culto dionisíaco (cf. 3 Macabeos 2:29). Este
significado se asemeja a la práctica de llevar carteles para anunciar lealtades
religiosas (véase Isaías 44:5) y sigue el hábito de marcar a los esclavos con
el nombre o la marca especial de sus dueños (véase Gálatas 6:17). Charagma
("Marca") era un término para las imágenes o los nombres de los
emperadores en las monedas romanas, por lo que podría aplicarse
adecuadamente al emblema de la bestia que se coloca en las personas. 269

La pregunta para cada persona viva durante la Tribulación será: ¿Juraré


lealtad al hombre que dice ser Dios? ¿Le cederé la propiedad de mi vida al tomar
su marca, o doblaré la rodilla ante el Dios verdadero y perderé mi derecho a
comprar y vender mientras también me arriesgo a ser decapitado? (Apocalipsis
20:4). Tomar la marca será en última instancia una decisión espiritual; los
beneficios económicos serán secundarios a esta decisión trascendental que toda
persona enfrentará.

¿Cuál es el Significado del Número 666?


Incluso la persona más analfabeta bíblica probablemente haya escuchado algo
sobre el 666 o la marca de la Bestia. En la película de terror de 1976 The Omen,
Damien nace el 6 de junio, a las seis en punto (666) para simbolizar su
identificación como el Anticristo venidero. Alrededor del 6 de junio de 2006
(6/6/06), decenas de estaciones de radio me entrevistaron y aparecí en Fox
News para discutir la superstición que rodeaba ese día. Una estación de radio
incluso ofreció obsequios a los padres de cualquier niño nacido ese día.
Hay varias explicaciones de lo que significa 666. Pero creo que el mejor es el
uso de un proceso llamado "gematría", que se refiere a la indicación numérica de
nombres. En gematria, se atribuye un valor numérico a cada una de las letras del
alfabeto. Si desea encontrar el total numérico de una palabra o nombre, sume el
valor numérico de cada una de sus letras. Claramente, en Apocalipsis 13 se
pretende algún tipo de valor numérico para el nombre de la Bestia, ya que el que
tiene sabiduría debe “calcular” o “contar” el número. Contar el número de un
270

nombre significa simplemente sumar los números adjuntos a todas las letras del
nombre. 271

El hebreo, el latín, el griego y el inglés tienen valores numéricos para cada letra
del alfabeto. Para el idioma hebreo, a cada una de las veintidós letras se le asigna
un valor numérico de la siguiente manera: 1, 2, 3, 4, 5, 6, 7, 8, 9, 10, 20, 30, 40, 50,
60, 70, 80, 90, 100, 200, 300 y 400.
Apocalipsis 13: 16-18 proporciona cinco pistas clave que ayudan a interpretar
la marca de la Bestia y respaldan el uso de la gematría. Note la progresión de las
frases en el pasaje:

1. El Nombre de la Bestia
2. El Número que representa su Nombre
3. El Número de la Bestia
4. El Número de un Hombre
5. El Número 666272

Cuando se rastrean estas cinco pistas a través de su progresión lógica, la marca


de la Bestia es igual al número de un hombre que es el Anticristo. El número del
propio nombre del Anticristo es 666.
Como señala el erudito en profecía Arnold Fruchtenbaum,

En este pasaje, cualquiera que sea el nombre personal del Anticristo, si su


nombre está escrito en caracteres hebreos, el valor numérico de su nombre
será 666. Así que este es el número que se les asignará a los adoradores del
Anticristo. Dado que una cantidad de cálculos diferentes puede ser igual a
666, es imposible averiguar el nombre de antemano. 273

Cuando el Anticristo comience a aparecer en la escena mundial, aquellos que


entiendan la profecía bíblica podrán identificarlo por el número de su nombre.
El valor numérico de su nombre será 666.
Muchos han aplicado erróneamente la gematría a los nombres de los líderes
modernos para ver si podían ser el Anticristo. Se ha aplicado a Henry Kissinger y
Lyndon Johnson. También se ha aplicado a JFK, Mikhail Gorbachev y Ronald
Reagan. Una vez recibí una llamada de un hombre que me dijo enfáticamente que
Felipe Borbón Carlos, hijo de Juan Carlos de España, es el Anticristo porque cada
uno de sus tres nombres contiene seis letras, y es un destacado líder europeo. El
día después de que Barack Obama fue elegido presidente, el número de Pick 3 en
la lotería de Illinois fue 666, lo que llevó a algunos a ver esto de manera
irresponsable como un presagio de que él es el Anticristo. Las guías telefónicas
están llenas de nombres que pueden sumar 666 si se convierten a su valor
numérico. Deben evitarse todas esas tontas especulaciones.

“Contar el nombre” no debe aplicarse en nuestros días, porque eso sería saltar
el arma. En cambio, los creyentes deben aplicarlo durante la Tribulación. El
Anticristo no será develado hasta el comienzo del período de la Tribulación o Día
del Señor (2 Tesalonicenses 2:2-3). En ese momento la gente podrá identificarlo
porque el número de su nombre será 666 (Apocalipsis 13:18).

¿Por Qué 666?


Uno podría preguntarse por qué el Señor planeó que el nombre del Anticristo
fuera igual a 666. Muchos maestros de profecía han señalado que el triple seis se
refiere al número del hombre, que es el número seis o uno menos que el número
perfecto de Dios, siete. Recuerde, el hombre fue creado al sexto día. El erudito en
profecía John Walvoord escribe:

Aunque puede haber más luz sobre él en el momento en que se cumpla esta
profecía, el pasaje mismo declara que este número es el número del hombre.
En el Libro de Apocalipsis, el número 7 es uno de los números más
significativos que indican perfección. En consecuencia, hay siete sellos, siete
trompetas, siete copas de la ira de Dios, siete truenos, etc. Esta bestia afirma
ser Dios, y si ese fuera el caso, debería ser 777. Este pasaje, en efecto, dice:
"No, solo tienes 666 años. Te falta deidad a pesar de que originalmente fuiste
creado a imagen y semejanza de Dios". La mayor parte de las especulaciones
sobre el significado de este número carecen de significado teológico o
lucrativo.274

MR DeHaan, el fundador de Radio Bible Class, también ocupó este cargo.

Seis es el número del hombre. Tres es el número de la divinidad. Aquí está


la interpretación. La bestia será un hombre que dice ser Dios. Tres seises
implican que es un dios falso y un engañador, pero no obstante, es
simplemente un hombre, independientemente de sus afirmaciones. Siete es
el número de perfección divina, y 666 es un número menos que siete. Este
hombre de pecado alcanzará la cima más alta de poder y sabiduría, pero
seguirá siendo simplemente un hombre. 275

Adán, el primer hombre, fue creado en el sexto día, mientras que Jesús, el
segundo hombre, resucitó de entre los muertos el domingo, el "octavo día" de la
semana (el segundo primer día de la semana). Es interesante para mí que el
276

número del nombre Jesús en griego es 888, y cada uno de sus ocho nombres en
el Nuevo Testamento (Señor, Jesús, Cristo, Señor Jesús, Jesucristo, Cristo Jesús,
Señor Cristo y Señor Jesús Cristo) todos tienen valores numéricos que son
múltiplos de ocho. No creo que esto sea una coincidencia. Jesús es la perfección
277

total, mientras que el hombre, sin Dios, es un fracaso total.


El número 666 es la forma en que Dios demuestra que el Anticristo, la obra
maestra de Satanás, es un hombre caído que está completamente bajo el control
soberano del gran Dios de todos los tiempos.

¿Cuál es el Propósito de la Marca?


¿Por qué se requerirá esta marca? ¿Cuál es el punto de? Según las Escrituras, la
marca de la Bestia servirá para dos propósitos principales durante la
Tribulación.
Primero, indicará visiblemente devoción al Anticristo. La marca del Anticristo,
el valor numérico de su nombre, estará grabada o impresa en la mano derecha o
en la frente de aquellos que doblen sus rodillas ante su puño de hierro. La marca
de la Bestia será una falsificación satánica del sello de Dios en la frente de los
santos (Apocalipsis 7:3). Esta es solo otra forma en que Satanás imitará la obra
278

de Dios en los últimos tiempos. Servirá como una especie de compromiso global
de lealtad. Tomarlo será una señal visible de que la persona marcada ha
comprado la visión, la plataforma y el propósito del Anticristo. Tomar la marca
de la Bestia no será un acto accidental. Aquellos que lo tomen tomarán una
decisión deliberada; a sabiendas se alinearán con el Anticristo y su agenda.
En segundo lugar, la marca proporcionará beneficios económicos. Será el
boleto de uno para los negocios. Será necesario para transacciones comerciales
durante la última mitad de la Tribulación (Apocalipsis 13:17). Hará posible el
orden global y se asegurará de que nadie fuera de este sistema pueda funcionar.
El hecho de que sea un pasaporte económico implica que la marca será literal y
visible. Después de todo, ¿cómo puede servir como boleto para todas las
transacciones comerciales si es invisible?
Detente y piensa en ello. Cada tirano a lo largo de la historia ha soñado con
este grado de control, donde solo él decide quién puede comprar o vender.
Cuando la Bestia o el Anticristo tome el poder en medio de la Tribulación, cada
persona en la tierra enfrentará una decisión trascendental. ¿Tomarán la marca
de la Bestia en su mano derecha o en su frente, o rechazarán la marca y
enfrentarán la muerte? ¿Tomarán la marca que se requiere para cada
transacción privada y pública, o se mantendrán firmes y dirán no al Anticristo?
La política económica del Anticristo será muy simple: toma mi marca y
adórame, o muere de hambre. La gente se verá obligada a tomar la decisión
espiritual de servir al Anticristo y adorar a la Bestia y su imagen. Pero será mucho
mejor rechazar al Anticristo y morir de hambre o enfrentarse a la decapitación
porque al recibir su marca una persona perderá la vida eterna. Todos los que
tomen la marca de la Bestia enfrentarán el juicio eterno de Dios. Tomar la marca
sellará su perdición eterna. Será un pecado imperdonable e irreversible.
Apocalipsis 14:9-11 lo dice claramente:

“9 Y el tercer ángel los siguió, diciendo a gran voz: Si alguno adora a la bestia
y a su imagen, y recibe la marca en su frente o en su mano, 10 él también
beberá del vino de la ira de Dios, que ha sido vaciado puro en el cáliz de su ira;
y será atormentado con fuego y azufre delante de los santos ángeles y del
Cordero; 11 y el humo de su tormento sube por los siglos de los siglos. Y no
tienen reposo de día ni de noche los que adoran a la bestia y a su imagen, ni
nadie que reciba la marca de su nombre. ".
Este pasaje revela de nuevo que dar el blanco no se trata en última instancia
de economía. Dios no condena a las personas por tener motivos económicos.
Tomar la marca es una decisión consciente de adorar a la Bestia. Adorarlo
precede a recibir la marca en Apocalipsis 14:9.

¿Se Relaciona la Tecnología Moderna con la Marca de la


Bestia?

¿Qué será exactamente esta marca? ¿Cómo se verá esto? ¿Qué forma tomará? La
especulación es casi infinita. La gente ha especulado sobre casi todas las nuevas
formas de tecnología. ¿Será algo tan simple como un tatuaje? ¿Será algún tipo de
tarjeta de identificación? ¿Quizás una tarjeta de identificación nacional? ¿Será un
chip colocado debajo de la piel? ¿Posiblemente algún tipo de código de barras de
la Bestia implantado en la mano derecha? La marca se ha mencionado en relación
con tarjetas de Seguridad Social, tarjetas de identificación nacional, lectores de
códigos de barras, escáneres de retina, tecnología de implantes de microchip, etc.
Como dice Harold Willmington, "Ha habido muchos enfermos, enfermos,
enfermos alrededor de los seis, seis, seis".
Cuando se trata de la naturaleza exacta de la marca de la Bestia, realmente no
sabemos cuál será, y no debemos perder mucho tiempo pensando en ello. No
sabemos qué método adoptará el Anticristo para dejar su huella. Apocalipsis
13:16 indica claramente que la marca se colocará “en” o “sobre” la mano o la
frente, no “en” ella. La preposición griega epi en este contexto significa "sobre".
Estará en el exterior, donde se pueda ver.
La tecnología ciertamente está disponible hoy en día para lograr los propósitos
de la marca regulando el comercio mundial y controlando las transacciones de
las personas. También hay muchos medios nuevos e increíbles para localizar,
identificar y rastrear la vida de las personas que presagian el escenario global
descrito en Apocalipsis 13. Es un indicador más que apunta hacia la imagen que
las Escrituras pintan del fin de los tiempos.

Diez Claves para Comprender la Marca de la Bestia


La marca es el futuro, no el pasado.
La marca es una marca, marca o tatuaje literal y visible.
Se colocará "sobre" la mano derecha o la frente de las personas durante la Tribulación.
La marca se entregará como señal de devoción al Anticristo y como pasaporte para
dedicarse al comercio.
La marca será el número 666, que será el valor numérico del nombre del Anticristo.
Los creyentes durante la Tribulación podrán calcular el número e identificar al Anticristo.
Aquellos que tomen la marca estarán condenados eternamente.

Antes del Rapto, nadie debería intentar identificar al Anticristo o su marca: el número
666.
Si bien la tecnología y los métodos actuales para identificar y localizar personas presagian
sorprendentemente la capacidad del Anticristo para controlar el mundo, ninguna
tecnología moderna específica debe identificarse como la marca de la Bestia. Nadie puede
decir específicamente qué tecnología se empleará para cumplir esta profecía, pero lo que
vemos hoy ciertamente hace que tal sistema no solo sea posible, sino probable.
A pesar de su asociación con el mal, el 666 será recibido por aquellos que voluntariamente
rechacen a Cristo durante la Tribulación.
Capítulo 28

Los Dos Testigos

DURANTE LA GRAN TRIBULACIÓN Satanás usará dos hombres, el Anticristo y el


falso profeta, para llevar a cabo su agenda el mal. Al mismo tiempo, Dios
levantará dos luces brillantes para brillar para Él en la oscuridad. Estas luces son
dos hombres, llamados los dos testigos, y Apocalipsis 11:3-14 describe su
ministerio.
Dios ungirá a estos dos testigos especiales que ministrarán en su nombre en
medio de la oscuridad y la devastación. Así como Juan el Bautista fue el precursor
del Mesías, estos dos testigos allanarán el camino para Su regreso. ¿Qué sabemos
de los dos testigos? ¿Quiénes son? ¿Qué harán ellos? ¿Cuándo servirán? que les
pasara a ellos?279

¿Literal o Simbólico?
La primera pregunta con respecto a los dos testigos es si son o no individuos
literales que aparecerán. Se ha interpretado que los dos testigos simbolizan el
Antiguo y el Nuevo Testamento, la ley y los profetas, o como representantes de
todos los profetas. Sin embargo, la Escritura identifica claramente a los dos
testigos como personas individuales.

Se les describe como vestidos de cilicio, al igual que Juan el Bautista. La tela de
saco significa duelo y arrepentimiento.
 Realizan milagros.
 Profetizan para Dios durante 1260 días (3 años y medio).
 Mueren y sus cuerpos yacen en la calle durante tres días y medio.
 Son resucitados.
 Ascienden al cielo.

Apocalipsis 11:4 ofrece más evidencia de que los dos testigos son personas
reales. Allí se les llama "Estos testigos son los dos olivos, y los dos candeleros que
están en pie delante del Dios de la tierra.". Esta imagen alude al profeta Zacarías
del Antiguo Testamento, quien mencionó a dos grandes testigos en su época:
Josué (el sumo sacerdote) y Zorobabel (el líder cívico), dos hombres a quienes el
Señor usó para restaurar al pueblo que regresó del cautiverio babilónico. Como
dice el maestro de la Biblia David Jeremiah,
Si miramos la profecía de Zacarías vemos, nuevamente, dos testigos: Josué
y Zorobabel (Zacarías 4:1-14). Dios usa el candelabro y los olivos como una
imagen de ellos. El candelabro ardió intensamente y el olivo produjo el
aceite, que fue quemado por los candelabros. Es una imagen del hecho de
que estos dos testigos van a brillar en la oscuridad de la Tribulación y que
serán alimentados por el aceite santo del Espíritu de Dios. 280

John Walvoord dice esto sobre la comparación de los dos testigos de los olivos
y candeleros en Apocalipsis 11:4:

Esto parece ser una referencia a Zacarías 4, donde se mencionan un


candelabro y dos olivos. . . . El aceite de oliva de los olivos en la imagen de
Zacarías proporcionó combustible para los dos candelabros. Los dos
testigos de este período de la historia de Israel, a saber, el sumo sacerdote
Josué y Zorobabel, fueron los líderes de Israel en el tiempo de Zacarías. Así
como los dos testigos fueron levantados para ser candeleros o testigos de
Dios y recibieron el poder del aceite de oliva que representa el poder del
Espíritu Santo, así los dos testigos de Apocalipsis 11 también ejecutarán su
oficio profético. Su ministerio no se basa en la capacidad humana sino en el
poder de Dios. 281

Así como Josué y Zorobabel ministraron para restaurar a Israel a su tierra y a


su Señor, también lo harán los dos testigos.282

¿Han vivido antes?


Habiendo concluido que los dos testigos son personas reales, la pregunta
adicional es, ¿son personas que han vivido antes? Muchos eruditos creen que los
dos testigos serán dos hombres a quienes Dios levantará en los últimos tiempos
como sus testigos especiales, no dos hombres que hayan vivido antes. Dado que
los dos testigos nunca se nombran específicamente, esta opinión es ciertamente
posible.
Los primeros cristianos como Tertuliano, Ireneo e Hipólito creían que Enoc y
Elías reaparecerían durante la Tribulación y serían los dos testigos. Otros han
sostenido que Moisés será uno de los dos testigos junto con Enoc o Elías. Hay
varias razones por las que estos hombres han sido identificados como los dos
testigos.
Enoc
Hay dos razones principales para identificar a Enoch como uno de los dos
testigos. Primero, Enoc nunca murió, y la Biblia dice que “Y de la manera que está
establecido para los hombres que mueran una sola vez, y después de esto el juicio,”
(Hebreos 9:27). Por supuesto, este versículo simplemente establece la verdad
general de que todos deben morir. Habrá millones de excepciones a esta regla
general en el Rapto. Segundo, Enoc fue un profeta del juicio que anunció la venida
del Señor en los días previos al Diluvio (Judas 1:14-15).
Moisés
Tres puntos principales favorecen a Moisés como uno de los dos testigos.
Primero, como Moisés, los testigos convertirán los ríos en sangre y traerán otras
plagas sobre la tierra (Apocalipsis 11:6). En segundo lugar, Moisés y Elías
aparecieron con Cristo en el monte de la Transfiguración, que presagió la gloria
de Cristo en su segunda venida (Mateo 17: 1-11). Tercero, Moisés fue un profeta.
Un argumento común en contra de que Moisés sea uno de los dos testigos es
que esto significaría que moriría dos veces. Si bien esto obviamente no es común
en la historia, todas las personas en la Biblia que fueron resucitadas, como
Lázaro, murieron por segunda vez, por lo que no tiene precedentes en las
Escrituras.
Elías
Se dan cinco razones principales para identificar a Elías como uno de los dos
testigos. Primero, como Enoc, Elías nunca probó la muerte física. Segundo, como
Moisés, estuvo presente en la Transfiguración. En tercer lugar, las Escrituras
predicen que Elías vendrá antes del “el día grande y terrible del SEÑOR” (Malaquías
4:5). Cuarto, Dios lo usó para evitar que la lluvia cayera durante tres años y medio
al igual que los dos testigos. Y quinto, como los dos testigos, Elías era un profeta.
Conclusión sobre su identidad
Si bien no es posible tener certeza sobre la identidad específica de los dos
testigos, creo que estos dos testigos son Moisés y Elías por dos razones
principales. Primero, ambos se mencionan en conjunto en el capítulo final del
Antiguo Testamento (Malaquías 4:4-5). En segundo lugar, aparecen junto con
Jesús en el monte de la Transfiguración, que anticipó la segunda venida de Cristo
(Mateo 16:27-17:5;2 Pedro 1:16-18). Debido a que los dos testigos aparecen en
estrecha relación con la venida de Cristo, creo que es muy probable que los dos
testigos sean Elías y Moisés. Estos dos gigantes del pasado, el gran legislador y el
gran profeta, volverán a visitar la tierra en uno de los grandes bises de todos los
tiempos. Serán profetas de los últimos tiempos que “profetizarán por mil
doscientos sesenta días” (Apocalipsis 11:3). Irrumpirán en la escena oscura del
mundo vestidos de cilicio, las ropas de luto y arrepentimiento, y proclamarán el
mensaje de salvación y juicio de Dios sobre el mundo asolado por el pecado de la
Tribulación. Advertirán al mundo que el fin está cerca.
Profetas Poderosos
Dios les dará un poder increíble a los dos testigos (Apocalipsis 11:3, 6).
Aparentemente, los dos testigos son los instrumentos humanos que Dios usa
para invocar los primeros juicios de las seis trompetas en Apocalipsis 8–9, al
igual que Moisés provocó las terribles plagas en Egipto.

Profetas Perseguidos
Los dos testigos no solo serán profetas poderosos; serán profetas perseguidos.
Como puedes imaginar, el mundo entero odiará a los dos testigos. Cuando traigan
plaga tras plaga sobre la tierra, la Bestia (el Anticristo) y sus seguidores en todo
el mundo verán a estos dos testigos como enemigos públicos número uno y
número dos. Pero Dios los protegerá sobrenaturalmente durante 3 años y medio.
Serán invencibles (Apocalipsis 11:5). Los dos testigos serán un irritante
constante y una espina molesta en el costado del Anticristo.
Sin embargo, cuando los dos testigos hayan terminado su ministerio sin
precedentes de tres años y medio, Dios permitirá que el Anticristo los mate
(Apocalipsis 11:7). Recuerde que, al igual que ellos, nuestro tiempo también está
en las manos de Dios. Nosotros también somos invencibles hasta que el Señor
haya terminado con nosotros y hayamos completado nuestro trabajo aquí para
Él. Qué verdad reconfortante y fortalecedora.
El mundo entero, dirigido por el Anticristo, celebrará la muerte de estos
testigos (Apocalipsis 11:9-10). Como señala Ray Stedman, “siguen diciendo la
verdad a las personas que solo quieren aceptar sus delirios. Siguen embotando
la propaganda cuidadosamente elaborada del Anticristo. . . . La sociedad vil e
impía del mundo bajo el Anticristo toma la muerte de los dos testigos como
motivo de celebración mundial. Uno recuerda un dicho que era común entre los
antiguos generales romanos: "¡El cadáver de un enemigo siempre huele bien!" 283

gente de todo el mundo estará tan extasiada de que estos testigos de Dios estén
La

muertos que celebrarán una celebración navideña y se enviarán regalos unos a


otros: la lucha de Satanás contra la Navidad. Esta es la única mención de
cualquier tipo de regocijo o celebración en la tierra durante todo el período de la
Tribulación. La gente estará tan emocionada de ver a estos hombres muertos que
no se permitirá ningún entierro. Querrán ver cómo sus cuerpos se pudren en la
calle.

Apocalipsis 11:9 hace una breve declaración casi de pasada: "Durante tres días
y medio, todos los pueblos, tribus, idiomas y naciones se quedarán mirando sus
cuerpos". Hay dos formas de entender esta profecía. ¿Qué tan amplio es el
alcance de esta declaración? Podría significar que habrá personas de “todos los
pueblos, tribus, idiomas y naciones” en realidad en Jerusalén en el momento de
la muerte de los dos testigos que verán sus cuerpos tirados en la calle.
O esta declaración podría estar mirando hacia el futuro cuando personas de
todo el mundo puedan ver eventos a través de televisión y satélite. Significa que
sus cuerpos serán vistos simultáneamente por personas de todo el mundo. Si
esto es correcto, significa que John vio algo que solo se ha hecho posible en los
últimos sesenta años, casi dos mil años desde que lo predijo.
En el momento en que se dio esta profecía, y durante siglos después, el alcance
de tal predicción habría parecido imposible. Sin embargo, hoy es un lugar común.
Ocurre 24 horas al día, 7 días a la semana, en las noticias por cable de todo el
mundo, incluso en muchos países pobres del Tercer Mundo. Como dice Tim
LaHaye, “La nuestra es la primera generación que puede ver literalmente el
cumplimiento de 11:9 al permitir que personas de todo el mundo vean un
espectáculo tan asombroso. Este es un indicio más de que nos estamos acercando
al final de la era, porque hubiera sido humanamente imposible hace tan solo unos
años para el mundo entero ver a estos dos testigos en las calles en un momento
dado”.284

Sin embargo, la fiesta mundial sobre la muerte de los dos testigos no durará
mucho. Después de que los cadáveres de los dos testigos hayan estado hinchados
al sol durante tres días y medio, el Señor resucitará sus cuerpos desde la calle de
Jerusalén ante un mundo asolado por el horror (Apocalipsis 11:11-12). El
comentarista John Phillips describe acertadamente el asombroso evento:

Imagínese la escena: las calles bañadas por el sol de Jerusalén, la multitud


navideña que llegó desde los confines de la tierra para ver de primera mano
los cadáveres de estos hombres detestados, las tropas con el uniforme de la
Bestia, la policía del templo. Allí están, hombres diabólicos de todos los
reinos bajo el cielo, que vienen a bailar y festejar en el triunfo de la Bestia.
¡Y luego sucede! Mientras la multitud se esfuerza en el cordón policial para
mirar con curiosidad a los dos cadáveres, se produce un cambio repentino.
Su color cambia del tono cadavérico al resplandor rosado y floreciente de la
juventud. Esas extremidades rígidas y rígidas, ¡se doblan, se mueven! ¡Oh,
qué espectáculo! ¡Se levantan! Las multitudes retroceden, se rompen y se
forman de nuevo. 285

Qué escena. La gente de todo el mundo verá a los dos testigos llevados al cielo
en su noticiero televisivo favorito mientras los analistas se sientan a discutir su
significado.
¿Qué Mitad de la Tribulación?
El tiempo del ministerio de los dos testigos se establece claramente como 1260
días o 3 años y medio, lo que claramente se refiere a una de las mitades de la
Tribulación de siete años. Pero cual mitad? Esta pregunta no es un tema crucial,
pero tiene relación con la visión que uno tiene de la cronología de muchos
eventos en el libro de Apocalipsis.
Hay excelentes argumentos a favor de cada posición y problemas con ambas,
pero creo que hay cuatro razones que favorecen la segunda mitad de la
Tribulación.
Primero, el contexto de Apocalipsis 11:2-3 favorece fuertemente la segunda
mitad. Apocalipsis 11:2 dice: “Pero el patio que está fuera del templo déjalo aparte,
y no lo midas, porque ha sido entregado a los gentiles; y ellos hollarán la ciudad
santa cuarenta y dos meses.". Los dos testigos se presentan en el versículo
siguiente. El contexto en Apocalipsis 11:2-3 indica que los dos testigos
ministrarán durante el mismo período de cuarenta y dos meses (1260 días o 3
años y medio) en que el Templo está siendo pisoteado por las naciones y
dominado por la adoración del Anticristo. Esto corresponde a la última mitad de
la Tribulación, cuando el Anticristo controlará Jerusalén. Leon Wood está de
acuerdo:

Estas dos personas, cualquiera que sea su identidad, comenzarán su trabajo


en el momento en que el Anticristo rompa su tratado con Israel y
continuarán durante los difíciles meses de su opresión y persecución. 286

En segundo lugar, los dos testigos enfrentan una gran oposición por parte del
Anticristo. Esta dinámica se ajusta mejor a la segunda mitad de la Tribulación.
Durante la Gran Tribulación, la Bestia desatará toda su furia.

En tercer lugar, el toque de la séptima trompeta, que anuncia la segunda


venida de Cristo al final de la Tribulación, sigue inmediatamente a la descripción
de los dos testigos (Apocalipsis 11:15-19). Esta secuencia también apunta a un
ministerio durante la mitad final de la Tribulación.
Cuarto, cuando Apocalipsis se refiere a cuarenta y dos meses o 1260 días,
siempre parece referirse a la última mitad de la Tribulación. Lo mismo parece
287

ser cierto del ministerio de 1.260 días de los dos testigos (Apocalipsis 11:3).
Cualquiera que sea el tiempo que uno tenga para el ministerio de los dos
testigos, su presencia allí nos anima a que no importa cuán oscuras puedan ser
las cosas, el Señor nunca se deja sin un testigo. Paul Benware ofrece estas
palabras reconfortantes sobre la vida y el ministerio de los dos testigos: “Estos
dos siervos de Dios que obran milagros son luces para el Señor en la oscura
ciudad moral y espiritualmente de Jerusalén. Los dos testigos son un
recordatorio de que, incluso en los peores momentos, Dios no se deja sin
testigos”. Este es un desafío conmovedor para nosotros ser testigos en la
288

oscuridad que nos rodea.


Capítulo 29

Siete Trompetas y Siete Copas

EL LIBRO DE APOCALIPSIS destaca tres de la serie de devastadoras, juicios


intensificadores: siete sellos, siete trompetas, y siete tazones. Como ya hemos
visto, los seis sellos del juicio se abrirán durante la primera mitad de la
Tribulación de siete años (Apocalipsis 6). El séptimo sello contiene una segunda
serie de siete juicios más, las siete trompetas, que sonarán durante la segunda
mitad de la Tribulación (Apocalipsis 8:1-2). Las siete trompetas son seguidas por
siete copas de ira que se derraman en rápida sucesión cerca de la culminación de
la Gran Tribulación. Los sellos, trompetas y tazones no son paralelos entre sí,
como algunos sostienen. Se desatan en secuencia que abarca toda la Tribulación
de siete años.

Cinco Razones a Favor de la Perspectiva de la Sucesión


El contenido de las sentencias no es idéntico o similar, como cabría esperar si fueran
contemporáneos o paralelos.
El séptimo sello presenta las siete trompetas, lo que indica que las siete trompetas siguen a
los primeros seis sellos.
Hay un interludio entre el sexto y el séptimo sello y luego nuevamente entre la sexta y la
séptima trompeta. Esto habla de acciones sucesivas.
Las copas se llaman las siete últimas plagas (Apocalipsis 15: 1). Esto se ajusta a la idea del
desarrollo sucesivo de los juicios.
La séptima copa se presenta con las palabras “Consumado es”, que indican que es la última
de una serie (Apocalipsis 16:17).

Siete Trompetas de Fatalidad


En su visión, el apóstol Juan vio cómo se abría el séptimo sello y siete ángeles
recibieron siete trompetas (Apocalipsis 8:1-2). Estas trompetas representan
catástrofes específicas, muchas de las cuales destruirán grandes porciones de la
tierra (Apocalipsis 8-11). Grandes perturbaciones afectarán la naturaleza y
cambiarán los climas. Estos juicios son literales, no simbólicos. Señalan hechos
reales. Estos juicios no se deben a la actividad del hombre, el calentamiento
global o la guerra nuclear; son el juicio sobrenatural de Dios. Las primeras cuatro
trompetas traerán catástrofes naturales. Un tercio de la tierra será consumida
por el fuego, por un acto directo de Dios. Un tercio del mar se convertirá en
sangre y un tercio de la vida marina será destruida. Mientras las trompetas
continúen sonando, una catástrofe tras otra afligirá a la tierra. Al sonido de la
quinta trompeta, fuerzas demoníacas del abismo pulularán la tierra como
langostas. Las fuerzas del infierno se desatarán sobre la faz de la tierra para
atormentar a las personas con dolor como el aguijón de un escorpión
(Apocalipsis 9:1-12). Estas criaturas demoníacas son "soldados sobrenaturales
en el reino de las tinieblas". Pero Dios limitará la invasión demoníaca a cinco
289

meses y solo permitirá que los demonios atormenten, no que maten.


La sexta trompeta señala el avance de un gran ejército de 200 millones que
matará a un tercio de la humanidad (Apocalipsis 9:15-16). Algunos especulan
que este pasaje describe una invasión china de Israel. Esta conclusión se basa en
tres puntos principales.

1. El ejército de 200 millones se considera paralelo a los reyes del este


en Apocalipsis 16:12 que vienen del este a Israel, cruzando el río
Éufrates seco.
2. La nación moderna de China podría amasar un ejército de esta
magnitud.
3. Las armas utilizadas por este ejército parecen similares a tanques,
helicópteros, artillería, lanzacohetes y misiles (Apocalipsis 9:17-19).

Ray Stedman cree que Apocalipsis 9:17-19 describe a todos los ejércitos del
mundo que invadieron Israel en Armagedón. Compara el armamento moderno
con las descripciones de ese pasaje:

¿Qué significa esta descripción? Difícilmente parece posible que el propio


John entendiera lo que estaba mirando. Todo lo que pudo hacer fue registrar
sus impresiones de futuros guerreros, armaduras y armamento mucho más
allá de su capacidad de imaginar. . . . Sin embargo, parece claro que lo que
Juan visualiza para nosotros es la maquinaria de destrucción militar
moderna (o futura) traducida a la terminología militar de su época. Los
petos de varios colores parecen sugerir carros blindados, es decir, tanques,
transportadores de tropas, lanzadores de misiles, baterías de cohetes,
piezas de artillería y aviones. . . . Las bocas de los leones que lanzaban fuego
y humo sugieren cañones, morteros, lanzacohetes e incluso misiles que
matan a grandes masas de personas con fuego, radiación e incluso gases
venenosos. El hecho de que un tercio de la raza humana sea destruida en
este conflicto sugiere fuertemente que se utilizarán armas de destrucción
masiva, incluidas armas nucleares.
Otra imagen intrigante es la de las colas de los caballos, descritas como
serpientes, con cabezas que causan heridas. Estas palabras podrían
aplicarse a varios tipos de armamento moderno: helicópteros artillados con
rotores montados en sus conjuntos de cola larga, o tal vez misiles que dejan
una estela de humo similar a una serpiente a su paso e infligen heridas con
sus ojivas. Quizás sea una descripción de armas que aún no se han
inventado. 290

Es mucho mejor identificar a este ejército masivo como una segunda ola de
invasores demoníacos que asaltan la tierra durante la Tribulación. Hay cinco
razones por las que prefiero este punto de vista.291

Primero, el desencadenamiento de este ejército es el juicio de la sexta


trompeta. El juicio de la quinta trompeta es claramente una invasión demoníaca
de la tierra, y los juicios de la quinta y sexta trompeta van juntos ya que son los
primeros dos de tres “terrores” (Apocalipsis 8:13). En segundo lugar, los ángeles
caídos dirigen esta armada tal como lo hicieron en el juicio de la quinta trompeta.
Por lo tanto, dado que los líderes son cuatro demonios, tiene sentido que las
tropas que dirigen también sean demonios (Apocalipsis 9:15). En tercer lugar, la
temible descripción de Apocalipsis 9:17-19 se ajusta a los seres sobrenaturales
mucho mejor que la guerra moderna. Cuarto, hay otros ejemplos en las
Escrituras de ejércitos de caballería sobrenaturales. Caballos de fuego llevaron a
Elías al cielo (2 Reyes 2:11). Caballos y carros de fuego protegieron a Eliseo en
Dotán (2 Reyes 6:13-17). Los caballos celestiales y los jinetes del reino celestial
presentan el reinado de Cristo (Apocalipsis 19:14). El Señor mismo regresará
montado en un caballo blanco (Apocalipsis 19:11). Parece lógico que Satanás
parodiaría la venida del Reino con su propia caballería infernal. En quinto lugar,
las armas —fuego, azufre y humo— son siempre armas sobrenaturales en la
Biblia, y Apocalipsis las asocia con el infierno cuatro veces (14:10-11; 19:20;
20:10; 21: 8).
Por estas razones, creo que el ejército de 200 millones de Apocalipsis 9:16 no
es un ejército humano que emplea armas modernas o futuristas, sino una
caballería demoníaca que invade la tierra: jinetes infernales montados en
corceles satánicos. Durante el período de la Tribulación, los demonios invadirán
la tierra, afligiendo a los hombres con gran dolor y finalmente matando a un
tercio de la gente en la tierra (Apocalipsis 9:15, 18). En otras palabras, las
aflicciones de la quinta trompeta aumentarán durante la sexta trompeta cuando
se le otorgue a esta armada demoníaca la capacidad de matar un tercio de la
tierra.
Cualquiera que sea la opinión que uno tenga del ejército de 200 millones,
provocará un caos colosal en la tierra. Esta será una matanza humana además de
la de Apocalipsis 6: 8. El libro de Apocalipsis muestra claramente que las
catástrofes combinadas matarán a más de la mitad de la población mundial.

Juicios de las Siete Trompetas


Primera Trompeta (Apocalipsis 8:7) Granizo y fuego sangrientos: Un tercio de la
vegetación destruida
Segunda Trompeta (Apocalipsis 8:8-9) Bola de fuego del cielo: un tercio de los océanos
contaminados
Tercera Trompeta (Apocalipsis 8:10-11) Estrella fugaz: un tercio del agua dulce
contaminada
Cuarta Trompeta (Apocalipsis 8:12) Oscuridad: un tercio del sol, la luna y las estrellas
oscurecidas
Quinta Trompeta (Apocalipsis 9:1-12) Invasión demoníaca: posesión y tormento
Sexta Trompeta (Apocalipsis 9:13-21) Ejército demoníaco de 200 millones: un tercio de
la humanidad muere
Séptima Trompeta (Apocalipsis 11:15-19) El Reino: El Anuncio del Reinado de Cristo

Sincronizando las Trompetas


La mayoría de los maestros de profecía están de acuerdo en que los siete sellos
se abren durante la primera mitad de la Tribulación y los siete tazones se
derraman cerca del final de la Tribulación. La cuestión cronológica central gira
en torno al momento de las trompetas. ¿Son soplados en la primera o segunda
mitad de la Tribulación?

Si bien se pueden hacer buenos argumentos para cualquiera de los dos puntos
de vista, el problema para mí se centra en la severidad de los juicios de las
trompetas. Un tercio de la población de la tierra perece solo en el juicio de la
sexta trompeta. Agregando la cuarta parte de la población que muere antes en el
juicio del cuarto sello (Apocalipsis 6:7-8), eso es la mitad de la población mundial
que muere durante la primera mitad de la Tribulación si las trompetas están
ubicadas allí. Poner las trompetas en la primera mitad de la Tribulación hace que
la primera mitad de la Tribulación sea peor que la segunda mitad, lo que
contradice la declaración de Jesús de que la Gran Tribulación (los últimos 3 años
y medio) será el peor momento en la historia de la humanidad (Mateo 24:21). Si
la devastación de las trompetas está en la primera mitad de la Tribulación, la
mitad final no cumpliría la profecía de Cristo. Por lo tanto, tiene más sentido
colocar las trompetas en la segunda mitad de la Tribulación.
Siete Super Bowls of Wrath
Cuando suena la séptima trompeta, se anuncia la segunda venida de Cristo
(Apocalipsis 11:15-17). Esto deja claro, entonces, que la séptima trompeta se
extiende hasta el regreso de Cristo y por lo tanto incluye las siete copas en
Apocalipsis 16. “Cronológicamente, la séptima trompeta introduce e incluye el
período final de la ira de Dios simbolizado por las siete copas en Revelación." 292

Las copas de la ira representan claramente el juicio directo de Dios. A medida


que se derramen estos tazones sucesivos, grandes catástrofes afligirán a la tierra:
los cuerpos de las personas estarán cubiertos de llagas y afligidos por un dolor
terrible; toda la vida en el mar morirá; los ríos y fuentes de agua se convertirán
en sangre; un calor antinatural quemará la tierra mientras los cielos se alteran
en su curso normal. El sol eventualmente se oscurecerá, lo que resultará en una
creciente oscuridad, cambios en el clima y destrucción de la vida vegetal.
Las trompetas y copas del juicio tienen sorprendentes paralelos con las plagas
de Egipto. El agua se convertirá en sangre, los hombres y las mujeres serán
afligidos con llagas, la oscuridad envolverá el globo y un gran granizo golpeará la
tierra. Una vez más, Dios enviará sus plagas, pero esta vez caerán sobre el mundo
entero. Dios demostrará que solo Él es el Dios verdadero que controla todas las
cosas. No habrá duda al respecto. Sin embargo, en lugar de horrorizarse, la gente
se endurecerá, a pesar de saber que esta devastación proviene de Dios. En lugar
de arrepentirse, se rebelarán. Apocalipsis 16:11 dice: “Blasfemaron contra el
Dios del cielo a causa de sus dolores y llagas; y no se arrepintieron de sus obras”.
¡Qué testimonio tan aleccionador de la depravación y oscuridad del corazón
humano sin Cristo!

En el curso de los siete sellos y las siete trompetas, se produce un interludio


después del sexto juicio, pero las siete copas no se interrumpen. Son implacables
y rápidos en su efusión. La sexta copa secará el río Éufrates y preparará aún más
el camino para el gran ejército que invade desde el este. El séptimo y último
cuenco ocurrirá durante la última Guerra de Armagedón, cuando los ejércitos de
la tierra converjan en el Medio Oriente para la última y desesperada campaña. La
tierra entera será literalmente sacudida, sus grandes ciudades serán destruidas
y el contorno de la tierra cambiará. Las islas desaparecerán; las montañas se
nivelarán.

Los Siete Juicios de las Copas

1. Primera Copa (Apocalipsis 16:2) sobre la Tierra: Llagas en los


adoradores del Anticristo
2. Segunda Copa (Apocalipsis 16:3) sobre los mares: convertidos en
sangre
3. Tercera Copa (Apocalipsis 16:4-7) sobre el agua dulce: convertida en
sangre
4. Cuarta Copa (Apocalipsis 16:8-9) sobre el sol: calor intenso y
abrasador
5. Quinta Copa (Apocalipsis 16:10-11) sobre el reino del Anticristo:
oscuridad y dolor
6. Sexto Copa (Apocalipsis 16:12-16) sobre el río Éufrates: Armagedón
7. Séptima Copa (Apocalipsis 16:17-21) en el aire: terremotos y granizo

Esta será la hora final del juicio divino sobre un mundo que se niega a dejar
que Cristo reine sobre él. Esta guerra y esta serie de plagas de cuencos dejarán
una estela de destrucción casi increíble de vidas humanas y propiedades. Será
exactamente lo que Cristo predijo: un tiempo de angustia tan grande que si no
termina con su propia venida a la tierra, ninguna vida humana sobreviviría. Este
tiempo de angustia solo será el telón de fondo del trato final de Dios con la
humanidad. Preparará el escenario para los juicios que vendrán cuando
Jesucristo regrese. Pero hay que terminar un último negocio antes de que llegue
el final. Dios debe tratar de una vez por todas con Babilonia.
Capítulo 30

La Caída de Babilonia la Grande

APOCALIPSIS 16 COMPLETA el derramamiento de los siete tazones de ira y llega a la


campaña de Armagedón. El final está a la vista. Pero antes de que se describa
completamente el Armagedón y se devele la segunda venida de Cristo en
Apocalipsis 19, hay una pausa repentina o un interludio en la acción principal.
Antes de que Cristo regrese, se debe abordar un evento final: la desaparición de
Babilonia la Grande. 293

En Apocalipsis, uno de cada diez versículos se refiere a Babilonia. Dos


capítulos completos, Apocalipsis 17-18, están dedicados a esta ciudad y su
destrucción. Obviamente, Babilonia ocupa un lugar clave en la mente de Dios y
en Su plan final para las edades. Babilonia, la ciudad terrenal, se presenta en
Apocalipsis 17-18 como una vil prostituta. En marcado contraste, la nueva
Jerusalén, la ciudad celestial, se describe como la virtuosa esposa de Cristo en
Apocalipsis 21-22. La implicación práctica de estos capítulos es clara: el pueblo
de Dios debe vivir para el cielo, no para la tierra. Sin embargo, aunque el mensaje
es claro, la identificación de Babilonia es más difícil.

Ha habido mucha especulación sobre la identidad de Babilonia. Esta “gran


prostituta” de los últimos días ha sido identificada con la Iglesia Católica Romana
y el Vaticano, la cristiandad apóstata, los Estados Unidos, la ciudad de Nueva
York, Roma o alguna gran metrópoli desconocida que surgirá en los últimos
tiempos. Los preteristas, que ven los eventos de Apocalipsis como pasados,
equiparan a Babilonia con Jerusalén, que fue destruida por los romanos en el año
70 d.C. Algunos creen que Babilonia se usa de la misma manera "podríamos
referirnos a 'Wall Street', para describir la sistema financiero." ¿Qué gran
294

ciudad está describiendo Juan? Siete pistas en Apocalipsis 17-18 pueden ayudar
a identificar esta gran ciudad de los últimos tiempos.
 Babilonia es una ciudad literal (Apocalipsis 17:18).
 Babilonia es una ciudad de importancia e influencia mundial,
probablemente la capital del Anticristo (Apocalipsis 17:15, 18).
 Babilonia y la Bestia (el Anticristo) están estrechamente conectados
entre sí. Se representa a la mujer (Babilonia) montada sobre la Bestia
(el Anticristo) (Apocalipsis 17:3-5, 7).
 Babilonia es un centro de religión falsa (Apocalipsis 17:4-5; 18:1-2).
 Babilonia es el centro del comercio mundial (Apocalipsis 18:9-19).
 Babilonia persigue al pueblo del Señor (Apocalipsis 17:6; 18:20, 24).
 Babilonia será destruida repentina y completamente al final de la
Tribulación, para nunca volver a levantarse (Apocalipsis 18:8-10, 21-
24).

Estas pistas revelan que Babilonia será una gran capital religiosa y económica
del reino del Anticristo en los últimos días. Estos dos sistemas, religión y
comercio, compartirán la misma ubicación geográfica bajo el dominio del
Anticristo. Babilonia será tanto una ciudad como un sistema. Pero, ¿qué ciudad
representa Babilonia?
Teniendo en cuenta todos los hechos, la mejor opinión es que Babilonia es la
ciudad literal de Babilonia en el Éufrates en el Irak moderno que será
reconstruida en los últimos días. Hay siete puntos principales que favorecen esta
identificación.

Babilonia Significa Babilonia

Primero, Apocalipsis se refiere específicamente a la capital de los últimos días


del Anticristo como “Babilonia” seis veces (14:8; 16:19; 17:5; 18:2, 10, 21). Es
posible que el nombre Babilonia sea un nombre en clave para Roma, Nueva York,
Jerusalén o alguna otra ciudad del mundo, pero dado que el texto no indica que
deba interpretarse figurativa o simbólicamente, es mejor interpretarlo como una
referencia a una ciudad literal llamada Babilonia. Cuando Juan quiere indicar que
una ubicación geográfica es simbólica, lo hace claramente (Apocalipsis 11: 8). De
lo contrario, los lugares geográficos en Apocalipsis son literales: Patmos, Éfeso,
Esmirna, Pérgamo, Tiatira, Filadelfia, Sardis, Laodicea y Armagedón. Con este
patrón establecido de interpretación literal de lugares, creo que Babilonia
también debe tomarse literalmente.
En segundo lugar, Babilonia es la ciudad más mencionada en la Biblia además
de Jerusalén. Las Escrituras se refieren a Babilonia unas trescientas veces. A lo
largo de las Escrituras, Babilonia simboliza el epítome del mal y la rebelión
contra Dios. Considere estos ejemplos:
 Babilonia es la ciudad donde el hombre comenzó a adorarse a sí mismo
en rebelión organizada contra Dios (Génesis 11:1-11). Babilonia era
tanto una ciudad literal como todo el sistema anti-Dios que la
acompañaba.
 Babilonia fue la ciudad capital del primer gobernante mundial, Nimrod
(Génesis 10:8-10; 11:9).
 Nabucodonosor, rey de Babilonia, destruyó la ciudad de Jerusalén y el
templo en el 586 a. C.
 Babilonia fue la ciudad capital del primero de los cuatro imperios
mundiales gentiles que gobernó Jerusalén.

Dado que Babilonia fue la ciudad capital del primer gobernante mundial y las
Escrituras la describen como la ciudad capital de Satanás en la tierra, tiene
sentido que, en los últimos tiempos, él una vez más levante esta ciudad como la
ciudad capital del gobernante mundial final. En el excelente libro de Charles Dyer
El ascenso de Babilonia, escribe: “A lo largo de la historia, Babilonia ha
representado el apogeo de la rebelión y la oposición a los planes y propósitos de
Dios, por lo que Dios permite que Babilonia continúe durante los últimos días. Es
casi como si él 'la llamara' para un duelo final. Pero esta vez, el conflicto entre
Dios y Babilonia termina de manera decisiva. La ciudad de Babilonia será
destruida ".295

En tercer lugar, Babilonia se ajusta a los criterios de la ciudad descritos en


Apocalipsis 17-18. Como señala Robert Thomas, “Babilonia en el Éufrates tiene
una ubicación que se ajusta a esta descripción política, geográficamente y en
todas las cualidades de accesibilidad, instalaciones comerciales, lejanía de las
interferencias de la iglesia y el estado, y sin embargo, la centralidad con respecto
al comercio de la todo el mundo." Henry Morris destaca las ventajas de
296

Babilonia como capital mundial:

De hecho, Babilonia es una perspectiva privilegiada para la reconstrucción,


completamente aparte de cualquier insinuación profética. Su ubicación es la
más ideal del mundo para cualquier tipo de centro internacional. No solo se
encuentra en la hermosa y fértil llanura del Tigris-Éufrates, sino que
también está cerca de algunas de las reservas de petróleo más ricas del
mundo. Los estudios informáticos para el Instituto de Investigación de la
Creación han demostrado, por ejemplo, que Babilonia está muy cerca del
centro geográfico de todas las masas de tierra de la tierra. Se encuentra a
distancias navegables hasta el Golfo Pérsico y se encuentra en la encrucijada
de los tres grandes continentes de Europa, Asia y África. Por lo tanto, no hay
ubicación más ideal en ningún lugar para un centro de comercio mundial,
un centro de comunicaciones mundial, un centro bancario mundial, un
centro educativo mundial o, especialmente, ¡una capital mundial! El mayor
historiador de los tiempos modernos, Arnold Toynbee, solía recalcar a todos
sus lectores y oyentes que Babilonia sería el mejor lugar del mundo para
construir una futura metrópolis cultural mundial. 297
Cuarto, el río Éufrates se menciona por su nombre dos veces en Apocalipsis
(9:14; 16:12). La antigua ciudad de Babilonia se extendía a horcajadas sobre el
río Éufrates. En Apocalipsis 9:14, cuatro ángeles caídos están retenidos en el río
Éufrates esperando el tiempo señalado para que conduzcan a una multitud de
demonios para destruir un tercio de la humanidad. En Apocalipsis 16:12, el río
Éufrates se seca para preparar el camino para los reyes del este. Estas referencias
al Éufrates apuntan al hecho de que algo importante y malo está ocurriendo allí.
La ciudad reconstruida de Babilonia en el Éufrates que funciona como un centro
religioso y político para el Anticristo es una buena explicación para el énfasis de
Apocalipsis en el río Éufrates.

Quinto, el profeta Zacarías, al escribir unos veinte años después de la caída de


Babilonia ante los medopersas, vio un tiempo futuro en el que el mal volvería a
su lugar original en Babilonia (Zacarías 5:5-11). En su visión, Zacarías ve a una
mujer que se llama Maldad. Luego ve a esta mujer llevada en una canasta a la
tierra de Babilonia, donde se le construirá un templo. Los paralelos entre
Zacarías 5:5-11 y Apocalipsis 17-18 son sorprendentes.

Zacarías 5: 5-11 Apocalipsis 17-18


Mujer sentada en una canasta (5:7) Mujer sentada sobre la bestia, siete montes y
muchas aguas (17:3, 9, 15)
Énfasis en el comercio (una canasta para Énfasis en el comercio (comerciante de grano,
medir granos, 5:6) 18:13)
El nombre de la mujer es Maldad (5:8) El nombre de la mujer es "Babilonia la grande,
madre de todas las prostitutas y obscenidades
del mundo" (17:5)
Centrarse en la adoración falsa (se Centrarse en la adoración falsa (18:1-3)
construye un templo para la mujer, 5:11)
La mujer es llevada a Babilonia (5:10-11) La mujer se llama Babilonia (17:5)

La Palabra de Dios enseña que la maldad volverá a asomar su fea cabeza en el


mismo lugar donde comenzó: Babilonia. La prostituta en la visión de Juan
cumplirá Zacarías 5 cuando se establezca Babilonia como la ciudad que encarna
el mal.
En sexto lugar, Isaías 13 y Jeremías 50–51 predijeron que la ciudad de
Babilonia sería destruida repentina y completamente. Babilonia nunca fue
destruida de esta manera, sino que tuvo una muerte larga y lenta durante
muchos siglos. Dado que Babilonia aún no ha sido destruida de la manera que
predijeron los profetas, estos pasajes deben referirse a una futura ciudad de
Babilonia que será totalmente destruida en el Día del Señor.
Séptimo, Jeremías 50–51 describe claramente la ciudad de Babilonia en el
Éufrates. Los muchos paralelismos entre Jeremías 50-51 y la futura Babilonia en
Apocalipsis 17-18 indican que ambos describen la misma ciudad.

Paralelos entre Jeremías 50–51 y Apocalipsis 17–18 298

Jeremías 50–51 Apocalipsis 17-18


Comparado con una copa de oro (51:7) 17:3-4 y 18:6
Morando en muchas aguas (51:13) 17:1
Involucrado con las naciones (51:7) 17:2
Nombrado igual (50:1) 18:10
Destruido repentinamente (51:8) 18:8
Destruido por el fuego (51:30) 17:16
Nunca ser habitado (50:39) 18:21
Castigado según sus obras (50:29) 18:6
Otoño ilustrado (51:63-64) 18:21
El pueblo de Dios huye (51:6, 45) 18:4
Cielo para regocijarse (51:48) 18:20

Poniendo todas estas piezas juntas, parece que Babilonia será reconstruida en
los últimos días para que sirva como capital religiosa y comercial del imperio del
Anticristo. La maldad volverá a este lugar para su resistencia final.
J. Vernon McGee sugiere el importante papel que Babylon aún debe
desempeñar:

En ese día Babilonia dominará y gobernará el mundo. La capital del


Anticristo será Babilonia y tendrá la primera dictadura total. El mundo será
un lugar espantoso. En ese día todo se centrará en Babilonia. El mercado de
valores se leerá desde Babylon, no desde Nueva York. Babilonia en lugar de
París marcará el estilo del mundo. Una obra de teatro, para tener éxito,
tendrá que ser un éxito en Babylon, no en Londres. Todo en la ciudad estará
en rebelión contra el Dios todopoderoso, y se centra en el Anticristo. 299
Dos Babilonias

Desde la época de Génesis 10–11, Babilonia ha representado tanto una ciudad


como el sistema religioso que surgió en esa ciudad. Babilonia es una ubicación
geográfica literal en el río Éufrates, pero también representa el sistema religioso
falso que comenzó en la torre de Babel cuando, por primera vez, el hombre
organizó una religión en rebelión contra Dios. Babilonia es el lugar de nacimiento
de la religión mundial. La religión falsa se extendió desde allí a todas las demás
naciones importantes de la tierra.
Babilonia en su forma final en Apocalipsis 17-18 es nuevamente un sistema y
una ciudad. La ubicación es claramente la misma en Apocalipsis 17 y 18. Sin
embargo, Apocalipsis 17 y 18 describen dos aspectos diferentes de la misma
Babilonia: la religión y el comercio.
Apocalipsis 17: Babilonia Religiosa
Apocalipsis 17 se enfoca en el carácter religioso de Babilonia, culminando en una
religión mundial durante los primeros 3 años y medio de la Tribulación. La
prostituta en Apocalipsis 17 simboliza un sistema religioso falso centrado en
Babilonia. La principal acusación contra Babilonia en Apocalipsis 17 es la
idolatría espiritual de la ciudad (17: 4-5). La prostituta se identifica como
"Babilonia la Grande, madre de todas las prostitutas y obscenidades del mundo".
Babilonia es la "Madre", que significa la fuente, o la fuente contaminada de
donde fluye toda la prostitución espiritual. Esta identificación de Babilonia como
la fuente de la infidelidad espiritual nos lleva de regreso a la torre de Babel,
donde comenzó. El hombre volverá a organizarse en rebelión contra el Creador
como en la torre de Babel.
La desaparición de millones de cristianos en el Rapto profundizará la
confusión religiosa ya evidente. El gran sistema religioso que comenzó en
Babilonia después del Diluvio volverá a la vanguardia. La institución de la iglesia
que quedó en la tierra después del Rapto, desprovista de verdaderos creyentes,
caerá rápidamente en manos de oportunistas. Arnold Fruchtenbaum identifica a
Babilonia la prostituta en Apocalipsis 17:

Babilonia la Ramera representa el sistema religioso mundial que gobierna


los asuntos religiosos durante la primera mitad de la tribulación. Ella
gobierna las naciones del mundo (las muchas aguas) controlando
completamente los asuntos religiosos y cuenta con el apoyo reacio del
gobierno. La sede de esta única religión mundial será la ciudad reconstruida
de Babilonia, la 'madre' de la idolatría, porque fue aquí donde comenzaron
la idolatría y la religión falsa (Génesis 11:1-9).
300
La profecía a menudo usa prostitución, fornicación o adulterio para describir
la idolatría (Isaías 23:15-17; Jeremías 2: 20-31; 13:27; Ezequiel 16:17-19; Oseas
2:5; Nahum 3:4). New Babylon personifica este tipo de prostitución espiritual,
fornicación e idolatría.
Como dice Robert Thomas, “Ella lidera al mundo en la búsqueda de la religión
falsa, ya sea paganismo o religión revelada pervertida. Ella es el símbolo de un
sistema que se remonta a la torre de Babel (Génesis 10:9-10; 11:1-9) y se
extiende hacia el futuro cuando alcanzará su punto máximo bajo el régimen de
la bestia ".
301

Apocalipsis 18: Babilonia Comercial


Apocalipsis 18:1 comienza con las palabras: "Después de todo esto". En
Apocalipsis, estas palabras generalmente indican que se está introduciendo algo
nuevo o que está comenzando algo nuevo (Apocalipsis 4:1). En Apocalipsis 18,
creo que esta frase señala un cambio o cambio de enfoque del aspecto religioso
de Babilonia en la primera mitad de la Tribulación de siete años a su aspecto
económico, comercial y político que domina el mundo en la última mitad de la
Tribulación. Babilonia es claramente el centro del poder económico (Apocalipsis
18). La ciudad está relacionada con los comerciantes de la tierra (Apocalipsis 18:
3, 11, 15, 23) y los que se dedican al comercio marítimo (18:17). La larga lista de
bienes y cargamentos asociados con Babilonia marca a la ciudad como un
monstruo económico (18:11-13). La culpa de Babilonia en el capítulo 18
proviene principalmente de su sensualidad asociada con el materialismo y el lujo
desenfrenado. Cuando Babilonia caiga, los reyes de la tierra, los comerciantes y
los comerciantes del mar lamentarán la caída del centro neurálgico de la
economía mundial. Todos sus sueños se derrumbarán. Chuck Swindoll describe
la caída de la Babilonia comercial:

Mientras observan el imperio de la Bestia arder en medio de sus


innumerables tesoros, también sabrán que su propio tiempo es corto.
Pensando que habían tenido la oportunidad de su vida, aquellos que
descansan en el regazo del lujo de Babilonia de repente se darán cuenta de
que las tornas han cambiado. Como los nazis en Berlín en vísperas de la
victoria aliada, la realidad de la derrota del Anticristo será obvia cuando su
Reich satánico se desintegra ante sus ojos. 302
Las Dos Babilonias
Religioso Económico
Apocalipsis 17 Apocalipsis 18
destruido por el Anticristo y los diez reyes destruido por dios
cae en el punto medio de la tribulación cae al final de la tribulación

La Condenación de Babilonia
Durante la primera mitad de la Tribulación, la mujer cabalgará sobre la Bestia
(Apocalipsis 17:3), lo que parece indicar que la religión falsa ejercerá algún
grado de control sobre el Anticristo. Dado que el Anticristo gobierna el mundo
durante los últimos 3 años y medio de la Tribulación, la mujer no puede
controlarlo durante ese tiempo. Por lo tanto, en el punto medio de la Tribulación,
el Anticristo y los diez reyes destruirán el sistema religioso de Babilonia
(Apocalipsis 17:16). El Anticristo reemplazará el sistema religioso falso de
Babilonia con su propio sistema blasfemo que lo deifica.
La misma Babilonia, con su influencia política y comercial, continuará bajo el
gobierno del Anticristo por otros 3 años y medio hasta que sea destruida en el
juicio de la séptima copa cerca del final de la Tribulación (Apocalipsis 16:19;
18:16-24). Babilonia caerá, para nunca volver a levantarse, tal como dice la
Escritura.
Capítulo 31

La Campaña de Armagedón

UN HOMBRE JOVEN APRENDÍA a pilotar un avión monomotor y era hora de hacer la


fase de aterrizaje de su instrucción. El instructor dijo: "¿Estás listo para bajar?"
Él dijo: "Hagámoslo". Entonces el avión comenzó a descender. El instructor miró
al joven y estaba tranquilo y sereno. No había ningún signo de nerviosismo en él,
sin palmas sudorosas ni mordiéndose el labio. El instructor pensó que este chico
sería un gran piloto.
El avión descendió y, de repente, golpeó el suelo con un ruido sordo, rebotó
quince metros en el aire, volvió a golpear el suelo y rebotó en la pista donde
finalmente se detuvo. El instructor dijo: "Hijo, he estado enseñando durante
mucho tiempo y creo que es el peor aterrizaje jamás hecho por un estudiante
piloto". Él respondió: “¿Yo? ¡Pensé que estabas aterrizando el avión! " 303

Creo que muchas veces la gente se siente así sobre el mundo de hoy. Se
preguntan quién tiene el control de este caótico planeta. Pero debemos recordar
que Dios tiene el control, sin importar lo que esté sucediendo o lo que pensemos.
Dios está aterrizando en el plano de la historia. Él está llevando los eventos a su
fin designado, y uno de los eventos clave que culmina la Tribulación se identifica
con una palabra siniestra: ¡Armagedón!
En 1945, cuando los japoneses se rindieron, el general Douglas MacArthur
pronunció estas aleccionadoras palabras: “Hemos tenido nuestra última
oportunidad. Si no ideamos un sistema mayor y más equitativo, el Armagedón
estará a la puerta ". En 1971, Ronald Reagan, que entonces era gobernador de
California, le dijo a un colega político: "Por primera vez, todo está listo para la
batalla de Armagedón y la segunda venida de Cristo". Una vez más en 1983, el
304

presidente Reagan dijo: “Saben, vuelvo a sus antiguos profetas en el Antiguo


Testamento y las señales que predicen el Armagedón, y me pregunto si, si somos
la generación que va a ver venir acerca de. No sé si ha notado alguna de esas
profecías últimamente, pero créanme, ciertamente describen los tiempos ". En 305

su libro Till Armageddon, Billy Graham dice: "No hay duda de que los
acontecimientos mundiales están preparando el camino para la gran guerra final
de la historia: ¡el gran Armagedón!" 306
El Significado de la Palabra Armagedón 307

Armagedón. La sola mención de la palabra produce imágenes de cataclismo,


matanza y catástrofe. La palabra Armagedón se encuentra solo una vez en la
Biblia (Apocalipsis 16:16), sin embargo, esta palabra es probablemente el
término bíblico más familiar de la profecía de los últimos tiempos. La gente en
todas partes ha oído hablar del Armagedón, pero como muchos otros términos,
el verdadero significado de la palabra a menudo se pierde por el uso excesivo y
incorrecto. Para comprender la profecía de los últimos tiempos, es esencial
comprender el significado de esta palabra.
La palabra Armagedón se compone de dos palabras en hebreo: Har (montaña)
y Meguido (una ciudad en la parte norte del antiguo Israel). La antigua ciudad de
Meguido fue construida sobre una colina, y por eso se la llama la montaña de
Meguido — Armagedón. La ciudad de Meguido tiene vista a un hermoso y gran
valle conocido como la Llanura de Esdraelon. Los ejércitos de la tierra se
reunirán aquí en los últimos días y enfrentarán la derrota total por parte del Rey
que regresa del cielo (Apocalipsis 16:12-16; 19:19-21).

Lo que no es el Armagedón
La gente tiene muchos conceptos erróneos sobre el Armagedón. No es una sola
batalla. La gente se refiere a la "batalla" de Armagedón como si fuera un solo
conflicto, pero en realidad es una guerra o campaña que involucra una serie de
batallas en la tierra de Israel.
El Armagedón también se equipara a menudo con la última batalla o guerra en
la tierra, pero este no es el caso. La última guerra en la historia será la rebelión
final de Satanás en Apocalipsis 20:7-11 llamada Gog y Magog. Esta guerra ocurre
mil años después del Armagedón.
Qué es el Armagedón
El Armagedón es la guerra culminante de la Gran Tribulación cuando todos los
ejércitos de la tierra se reúnen para atacar a Israel y tratar de erradicar
finalmente al pueblo judío. Capturarán Jerusalén, pero luego Jesucristo regresará
para destruir los ejércitos invasores y liberar al remanente judío fiel.

Diez pasajes principales que describen el Armagedón


La Guerra de Armagedón es el tema de muchos pasajes bíblicos. Aquí hay diez
Escrituras clave:

1. Salmo 2
2. Isaías 34:1-16
3. Isaías 63:1-6
4. Joel 3:1-17
5. Zacarías 12:1-9
6. Zacarías 14:1-15
7. Malaquías 4:1-5
8. Apocalipsis 14:14-20
9. Apocalipsis 16:12-16
10. Apocalipsis 19:19-21

Siete Títulos Clave del Armagedón


Al igual que con muchos eventos y personajes principales de los últimos tiempos,
la campaña de Armagedón tiene varios nombres y títulos diferentes en las
Escrituras.
1. El Día de La Venganza Del Señor (Isaías 34:8)
2. El Lagar de Dios (Isaías 63:2; Joel 3:13; Apocalipsis 14:19-20)
3. El Gran y Espantoso día del Señor (Joel 2:31)
4. La Cosecha (Joel 3:13; Apocalipsis 14:15-16)
5. El Dia . . . Ardiente como un Horno (Malaquías 4:1)
6. El Día Grande y Terrible del Señor (Malaquías 4:5)
7. Gran Día del Dios Todopoderoso (Apocalipsis 16:14)

El Alcance de la Campaña
La campaña de Armageddon se extenderá a lo largo de veinte mil millas
cuadradas. Abarcará toda la tierra de Israel desde Meguido en el norte hasta
Edom y Bosra en el sur, abarcando doscientas millas de norte a sur y cien millas
de este a oeste. La batalla será la más intensa en tres áreas específicas.

1. El valle de Josafat (Joel 3:2, 12). Este nombre es probablemente otro título
para Kidron Valley. Las tradiciones judías, cristianas y musulmanas
ubican el lugar del juicio final para las naciones en el Valle de Kidron. Este
valle corre al este de Jerusalén y entre la ciudad y el Monte de los Olivos.
El Valle de Josafat solo se menciona por su nombre dos veces en la Biblia
(Joel 3:2, 12). La palabra Josafat significa "Yahvé juzga", por lo que es un
lugar apropiado para que se derrame el juicio de Dios. Zacarías ubica el
juicio final de las naciones cerca de la ciudad de Jerusalén (Zacarías 14:1-
5).
2. La llanura de Esdraelon (también conocida como el Valle de Jezreel, el
Valle de Taanaj y las Llanuras de Meguido). Esta llanura tiene veinte
millas de largo y catorce millas de ancho. Los ejércitos de la tierra se
reunirán aquí, aliados con el Anticristo, y encontrarán su perdición.
3. Bosra / Edom (Isaías 34:1-5; 63:1). Bosra es una ciudad al este del río
Jordán en la antigua nación de Edom (nación moderna de Jordania). Está
cerca de la ciudad rocosa de Petra. Después de descender al Monte de los
Olivos, Cristo conducirá a Su ejército a Edom para rescatar al remanente
judío escondido allí. Cuando regrese de Edom, su ropa se manchará de
sangre y su espada se empapará de sangre (Isaías 34:6; 63:1-3). La gente
malvada de Bosra será masacrada hasta tal punto que las montañas
fluirán de sangre y la tierra se empapará de sangre (Isaías 34:2-7).

La descripción más vívida de la severidad y brutalidad del Armagedón se


encuentra en Apocalipsis 14:17-20.
17 Salió otro ángel del templo que está en el cielo, teniendo también una hoz
aguda. 18 Y salió del altar otro ángel, que tenía poder sobre el fuego, y llamó a gran
voz al que tenía la hoz aguda, diciendo: Mete tu hoz aguda, y vendimia los racimos
de la tierra, porque sus uvas están maduras. 19 Y el ángel arrojó su hoz en la tierra,
y vendimió la viña de la tierra, y echó las uvas en el gran lagar de la ira de Dios.
20 Y fue pisado el lagar fuera de la ciudad, y del lagar salió sangre hasta los frenos
de los caballos, por mil seiscientos estadios.
Este pasaje plantea una importante pregunta interpretativa: ¿fluirá realmente
la sangre a la profundidad de las riendas de un caballo, a unos cuatro pies de
profundidad, a una distancia de doscientas millas, desde Meguido en el norte
hasta Bosra en el sur? Algunos creen que así será. Otros sostienen que esto no se
puede interpretar literalmente y que el lenguaje es exagerado para impresionar
al lector con la magnitud masiva de la masacre y el derramamiento de sangre.

Si bien cualquiera de estos puntos de vista es posible, no creo que este pasaje
signifique necesariamente que habrá un río de sangre fluyendo a cuatro pies de
profundidad. Creo que la imagen aquí está extraída de la imagen del lagar.
Cuando las uvas se colocaban en el lagar, había personas en el lagar que
pisoteaban las uvas para que el jugo se vierte en una tina de recolección. Usando
esta imagen, en Apocalipsis 14:19 el lagar es "el gran lagar de la ira de Dios". El
Señor es el que está pisando, pero está pisando a las personas, no a las uvas. Y lo
que se derrama es sangre, no jugo de uva (Isaías 63:2-3; Joel 3:13; Apocalipsis
19:15). Las imágenes sugieren que el pisotón de Su juicio es tan intenso que la
sangre de Su lagar saldrá tan alto como las riendas de un caballo.
Esta es una imagen de la ferocidad del juicio de Dios. El Señor está diciendo
que en el Armagedón va a arrojar a todas las naciones en Su gran lagar y que Su
juicio intenso y que derrama sangre se extenderá por todo Israel desde Meguido
hasta Bosra.

¿Por Qué se Reúnen las Naciones en el Armagedón?


Las Escrituras nunca establecen claramente por qué se reúne un ejército masivo
en Israel. Algunos creen que se reunirán de todo el mundo para desafiar al
Anticristo. Después de todo, al final de la Tribulación, con todos los juicios de
Dios derramando, el mundo estará en una forma terrible. Las naciones pueden
ver al Anticristo como la fuente del problema y desear destruirlo.
Otros creen que los ejércitos están reunidos para erradicar finalmente al
pueblo judío. Esta campaña, impulsada por Satanás, será su último esfuerzo para
deshacerse de los judíos y frustrar las promesas de Dios. De estas dos opciones,
la segunda tiene más sentido para mí porque Apocalipsis 16: 13-16 indica que
los espíritus inmundos (demonios) que reúnen a los ejércitos emanarán de
Satanás, el Anticristo y el falso profeta.
No tiene sentido que el Anticristo reúna a los ejércitos para destruirse a sí
mismo. Así que creo que los ejércitos se reúnen en Israel en una oleada final
antisemita y satánica para librar al mundo del pueblo judío. Sin embargo,
cualquiera que sea la razón inicial, las Escrituras revelan que cuando los ejércitos
se reúnan en Israel, verán al Señor Jesús venir del cielo y galvanizarán sus
esfuerzos y animosidad hacia Él (Apocalipsis 19:19).

Siete Fases Clave del Armagedón


Dado que el Armagedón es una campaña militar y no una sola batalla, se
desarrollará en varias fases distintas que se describen en las Escrituras. Como
hemos visto, el Armagedón se extenderá por toda la tierra de Israel en varios
lugares diferentes. Por lo tanto, poner todas las piezas principales del
Armagedón juntas en orden cronológico es una tarea difícil, por lo que
ciertamente no insistiría en cada detalle. Sin embargo, la siguiente es una
cronología propuesta de las fases clave del Armagedón como se presenta en las
Escrituras:
Fase 1
El río Éufrates se seca, preparando el camino para los reyes del este (Apocalipsis
16:12).
Fase 2
Los aliados del Anticristo se reúnen (Apocalipsis 16:12-16). Los ejércitos se
reúnen para aniquilar a los judíos de una vez por todas.
Fase 3
Los ejércitos atacan a Jerusalén y cae (Zacarías 14:1-3).
Fase 4
Jesucristo regresa personalmente al Monte de los Olivos (Zacarías 14:4).
Fase 5
Cristo y los ejércitos del Señor destruyen a los ejércitos reunidos contra
Jerusalén en el valle de Josafat (Joel 3 9-17; Zacarías 12:1-9; Zacarías 14:3).
Fase 6
Cristo desciende sobre Bosra / Edom, en el Jordán moderno, para destruir a sus
habitantes y liberar al remanente judío (Isaías 34:1-7; 63:1-5; Joel 3:19).
Anteriormente, cuando el Anticristo rompe su pacto con Israel y establece la
abominación de la desolación, un tercio del pueblo judío huirá a las colinas y al
desierto, donde serán protegidos sobrenaturalmente por Dios durante 3 años y
medio de los estragos del Anticristo y Satanás (Apocalipsis 12:6, 14). Las
Escrituras parecen indicar que se esconderán en la ciudad rocosa de Petra en la
parte sur del Jordán moderno (Miqueas 2: 12-13; Daniel 11:41). 308

Fase 7
Los ejércitos en Armagedón son destruidos (Apocalipsis 16:16; 19:19-21). En el
Armagedón, el Anticristo reunirá a las tropas restantes para luchar contra el
Señor Jesús y Su ejército (Apocalipsis 19:19). El Anticristo y sus ejércitos sufrirán
una derrota total y cataclísmica a manos de la poderosa mano del Rey (Salmo 2:
9; 2 Tesalonicenses 2:8). Jesús no tendrá que mover un dedo. La espada de su
palabra herirá a las naciones (Apocalipsis 19:15). John Phillips describe el final
de la campaña de Armageddon:

¡Con qué panoplia y pompa marchan los ejércitos por las llanuras de Galilea,
desfilan por los pasos y se despliegan en los fértiles campos de Meguido! . .
.
Entonces, de repente, se terminará. De hecho, no habrá guerra en
absoluto, en el sentido en que pensamos en la guerra. Sólo se hablará una
palabra de Aquel que se sienta a horcajadas sobre el gran caballo blanco.
Una vez le habló una palabra a una higuera y se secó. Una vez habló una
palabra a los vientos aulladores y las olas, y las nubes de tormenta se
desvanecieron y las olas se detuvieron. Una vez le dijo una palabra a una
legión de demonios que estallaban en las costuras del alma de un pobre, y al
instante huyeron. Ahora habla una palabra y la guerra termina. La Bestia
blasfema y ruidosa es golpeada donde está. El falso profeta, el saco de viento
del pozo que hace milagros está perforado y quieto. Ambos son abrigados y
arrojados de cabeza a las llamas eternas. Otra palabra, y los ejércitos
aterrorizados se tambalean, se tambalean y caen muertos. Mariscales de
campo y generales, almirantes y comandantes aéreos, soldados y marineros,
base, todos y cada uno, caen. Y los buitres descienden y cubren la escena.
¡Así termina la batalla de Armageddon! 309

Las Secuelas del Armagedón


A raíz de esta guerra, ocurrirán dos eventos clave. Primero está la gran cena de
las aves (Mateo 24:28; Lucas 17:37; Apocalipsis 19:17-21): los cadáveres
llenarán toda la región; las aves del cielo se reunirán para alimentarse de la
carnicería. Segundo, el Anticristo y el falso profeta serán lanzados vivos al lago
de fuego para siempre (Apocalipsis 19:20). Estos dos peones de Satanás serán
los dos primeros ocupantes del lago de fuego.
Así termina la campaña de Armageddon. No habrá más guerras en la tierra
durante mil años.
PARTE 10
La Segunda Venida

Entonces vi el cielo abierto; y he aquí un caballo blanco, y el que lo


montaba se llamaba Fiel y Verdadero, y con justicia juzga y pelea.
Sus ojos eran como llama de fuego, y había en su cabeza muchas
diademas; y tenía un nombre escrito que ninguno conocía sino él
mismo. Estaba vestido de una ropa teñida en sangre; y su nombre es:
La Palabra de Dios.

APOCALIPSIS 19:11-13

Como sucedió en 4:1, el cielo se abrió ante los ojos asombrados de Juan. Pero
a diferencia de 4:1, el cielo se abre esta vez no para dejar entrar a Juan, sino
para dejar salir a Jesús. Por fin ha llegado el momento de la plena y gloriosa
revelación del Señor soberano. Este es el tiempo al que todo el Apocalipsis (así
como toda la historia redentora) ha estado apuntando.

JOHN MACARTHUR JR ., Apocalipsis 12-22


Capítulo 32

Aquí Viene el Rey

LOS NOTICIEROS TIENEN un tipo de fuente ESPECIAL que reservan solo para
megaeventos cuando los titulares ordinarios y las letras en negrita no son
suficientes. Lo llaman "tipo Segunda Venida". Es el tipo y tamaño de fuente que
salta de la página, agarra al lector por el cuello y grita: "¡LÉAME!" Es el tipo de
fuente que usaron cuando Pearl Harbor fue atacada, cuando los aliados
derrotaron a Hitler, cuando el presidente Kennedy fue asesinado e incluso en uno
de los mayores errores en la historia del periodismo estadounidense: la
"derrota" de Harry Truman por Thomas Dewey en las elecciones presidenciales
de 1948. elección.
¿Por qué lo llaman "tipo Segunda Venida"? ¿Por qué darle este título a la fuente
utilizada para eventos tan sensacionales? La razón, por supuesto, es que
simplemente no hay un evento más grande en la historia que la segunda venida
de Jesucristo. “Irónicamente, cuando Él venga, el tipo de Segunda Venida quedará
sin usar en las prensas. ¿Por qué? ¡Porque no quedará tiempo para publicar una
edición callejera para anunciar su regreso! "310

La Piedra Angular de la Profecía Bíblica


El evento culminante de la Gran Tribulación y la historia humana es la segunda
venida de Jesucristo cuando Jesús regresa a esta tierra como Rey de reyes y Señor
de señores para juzgar a Sus enemigos, terminar con el engaño de Satanás y
establecer Su Reino en la tierra que durará. durante mil años. No hay nada más
querido por el pueblo de Dios y declarado más claramente en la Biblia que el
hecho de que Jesucristo regresará.
El Antiguo Testamento contiene muchas referencias a la Segunda Venida.
Veintitrés de los veintisiete libros del Nuevo Testamento se refieren
explícitamente a la segunda venida de Cristo a esta tierra: su regreso visible,
literal, físico y glorioso. Tres de los cuatro libros restantes son libros de un
capítulo (Filemón, 2 Juan, 3 Juan), y el libro de Gálatas implica la Segunda Venida
en 1:4. Hay 260 capítulos en el Nuevo Testamento y más de trescientas
referencias a la segunda venida de Cristo. Jesús se refirió a su venida unas veinte
veces, y a sus seguidores se les ordena casi cincuenta veces que estén preparados
para su venida. Cristo mismo declaró enfáticamente la verdad de su segundo
advenimiento.

Como el relámpago destella en el este y brilla en el oeste, así será cuando


venga el Hijo del Hombre. Así como la reunión de buitres muestra que hay
un cadáver cerca, estas señales indican que el final está cerca.
Inmediatamente después de la angustia de aquellos días,

 El sol se oscurecerá,
 La luna no alumbrará,
 Las estrellas caerán del cielo,
 Los poderes de los cielos serán conmovidos.

27 Porque como el relámpago que sale del oriente y se muestra hasta el


occidente, así será también la venida del Hijo del Hombre.
28 Porque dondequiera que estuviere el cuerpo muerto, allí se juntarán las
águilas. 29 E inmediatamente después de la tribulación de aquellos días, el sol
se oscurecerá, y la luna no dará su resplandor, y las estrellas caerán del cielo,
y las potencias de los cielos serán conmovidas. 30 Entonces aparecerá la señal
del Hijo del Hombre en el cielo; y entonces lamentarán todas las tribus de la
tierra, y verán al Hijo del Hombre viniendo sobre las nubes del cielo,
con poder y gran gloria.
MATEO 24:27-30
Jesús le dijo: Tú lo has dicho; y además os digo, que desde ahora veréis al
Hijo del Hombre sentado a la diestra del poder de Dios, y viniendo en
las nubes del cielo.
MATEO 26:64
La historia humana culmina con la segunda venida de Jesucristo. Aunque se
han escrito libros enteros sobre este evento impresionante, nos centraremos en
cuatro puntos importantes sobre la Segunda Venida: el lugar, la gente, el
propósito y el modelo de la venida de Cristo.

El Lugar de la Segunda Venida


Jesús regresará a la tierra desde el mismo lugar que dejó: el Monte de los Olivos.
Tres pasajes clave ayudan a identificar este como el lugar de Su regreso. Primero,
Zacarías 14:4 se dirige a la segunda venida de Cristo: “Y se afirmarán sus pies en
aquel día sobre el monte de los Olivos, que está en frente de Jerusalén al oriente; y
el monte de los Olivos se partirá por en medio, hacia el oriente y hacia el occidente,
haciendo un valle muy grande; y la mitad del monte se apartará hacia el norte, y
la otra mitad hacia el sur.”.
Segundo, el Monte de los Olivos es donde Jesús pronunció Su gran discurso
profético, que incluyó las señales de Su venida (Mateo 24-25).
En tercer lugar, cuando Jesús ascendió al cielo desde el monte de los Olivos
(Hechos 1:9-11), los ángeles dijeron que regresaría tal como se había ido. Jesús
regresará al Monte de los Olivos, donde hará un aterrizaje perfecto en dos
puntos.

Las Personas que Acompañarán a la Segunda Venida 311

Una mujer cristiana estaba una vez hablando con un siervo de Cristo sobre la
seguridad de su salvación en Cristo y dijo: "He tomado un boleto de ida a la gloria
y no tengo la intención de volver". A esto, el hombre de Dios respondió: “Seguro
que te perderás mucho. He tomado un boleto de ida y vuelta. No solo voy a
encontrarme con Cristo en gloria, sino que regresaré con Él en poder y gran
gloria a la tierra”.

Cuando Jesucristo regrese del cielo para destruir al Anticristo, juzgar a las
naciones y establecer Su glorioso Reino en la tierra, no estará solo. Estará
acompañado de una gran multitud. Esta multitud seguirá en Su séquito mientras
él divide las nubes montado en un semental blanco. Esta multitud estará
compuesta tanto por ángeles como por seres humanos redimidos. Todos los
creyentes en Cristo tienen un boleto de ida y vuelta. Todos los que han sido
arrebatados regresarán a la tierra con Jesús en Su segunda venida, el clímax de
la Tribulación.
Aquí están algunos de los versículos más familiares que describen las
multitudes del cielo que regresan con el Cristo conquistador.

Y huiréis al valle de los montes, porque el valle de los montes llegará hasta
Azal; huiréis de la manera que huisteis por causa del terremoto en los días de
Uzías rey de Judá; y vendrá Jehová mi Dios, y con él todos los santos.
ZACARÍAS 14:5
Cuando el Hijo del Hombre venga en su gloria, y todos los santos ángeles con
él, entonces se sentará en su trono de gloria,
MATEO 25:31
. . . , en la venida de nuestro Señor Jesucristo con todos sus santos.
1 TESALONICENSES 3:13
. . . cuando se manifieste el Señor Jesús desde el cielo con los ángeles de su
poder,
2 TESALONICENSES 1:7
. . . He aquí, vino el Señor con sus santas decenas de millares,
JUDAS 1:14

Entonces vi el cielo abierto; y he aquí un caballo blanco, y el que lo montaba se


llamaba Fiel y Verdadero, y con justicia juzga y pelea.. . . . Y los ejércitos
celestiales, vestidos de lino finísimo, blanco y limpio, le seguían en caballos
blancos.
APOCALIPSIS 19:11, 14

Imagínense cómo será seguir al Rey de reyes y Señor de señores y guiar a los
ángeles poderosos que vendrán en llamas de fuego mientras el Señor Dios
Omnipotente regresa a reinar.

Los Propósitos de la Segunda Venida 312

Se pueden discernir en las Escrituras al menos siete razones clave para la


segunda venida de Cristo.
Cristo Viene a Cumplir su Promesa
La venida de Cristo a la tierra cumplirá las numerosas promesas de que vendrá
otra vez (Zacarías 14:4; Mateo 25:31; Hechos 1:9-11).
Cristo Viene a Derrotar al Anticristo y a sus Ejércitos (Apocalipsis 19:19-21)
Jesús aplastará a la horda reunida en Armagedón que está bajo la autoridad del
Anticristo. En una inútil y tonta muestra de valentía, los ejércitos reunidos se
volverán contra Cristo mientras desciende del cielo. En la batalla más breve de
la historia, el Rey de reyes y el Señor de señores prevalecerán sin esfuerzo.
Cristo Viene para Reunirse y Restaurar al fiel Israel
La promesa que se menciona con más frecuencia en el Antiguo Testamento es la
promesa de Dios de que un día Él reunirá y restaurará la nación de Israel (Isaías
43:5-6; Jeremías 30:10; 33:6-9; Ezequiel 36:24-38; 37:1-28). La promesa se
cumplirá de dos formas distintas: una reunión física y una reunión espiritual.
La reunión física de Israel comenzó en 1948 cuando nació el moderno estado
de Israel, y continúa hoy. Esta reunión continuará hasta el punto medio de la
Tribulación. Es una reunión física del pueblo judío en su tierra con incredulidad
en preparación para la Tribulación. Cuando comience la Tribulación, Israel será
perseguido y esparcido por última vez.

La reunión espiritual ocurrirá cuando, en la Segunda Venida, Cristo reunirá a


los judíos creyentes y los restaurará como Su pueblo (Isaías 11:11). Esta será su
reunión espiritual con el Señor en la fe en preparación para el Milenio. En Mateo
24:30-31, Jesús dice: “30 Entonces aparecerá la señal del Hijo del Hombre en el
cielo; y entonces lamentarán todas las tribus de la tierra, y verán al Hijo del
Hombre viniendo sobre las nubes del cielo, con poder y gran gloria.
31 Y enviará sus ángeles con gran voz de trompeta, y juntarán a sus escogidos,
de los cuatro vientos, desde un extremo del cielo hasta el otro.”. El
remanente judío creyente será reunido, y el Señor cumplirá las promesas de su
pacto con ellos.

Dos Reuniones de Israel


El Presente (Primer) Reencuentro La Reunión Permanente (Futura)
En todo el mundo En todo el mundo
Volver a parte de la tierra Volver a toda la tierra
Volver con incredulidad Volver con fe
Restaurado a la tierra solamente Restaurado a la tierra y al Señor
Prepara el escenario para la Tribulación Prepara el escenario para el Milenio
Disciplina Bendición

Cristo Viene a Juzgar a los Vivos


Cuando Cristo regrese, todos los gentiles que sobrevivieron a la Tribulación
aparecerán ante Él. Él determinará si pueden entrar en Su Reino (Mateo 25:31-
46). Este juicio se llama el juicio de las "ovejas y las cabras". Cristo también
reunirá a todos los judíos vivos en el desierto para determinar quién puede
entrar al Reino (Ezequiel 20:33-38).
Cristo Viene a Resucitar a los Muertos
Después de la Segunda Venida (Apocalipsis 19:11-21), uno de los próximos
eventos es la resurrección de los creyentes del Antiguo Testamento y la
Tribulación para reinar con Cristo (Apocalipsis 20:4-6; Daniel 12:1-4).
Cristo Viene para Atar al Diablo (Apocalipsis 20:1-3)
Después de que Cristo regrese y derrote al Anticristo, lo primero que hará es atar
a Satanás en el abismo durante mil años.
Cristo Viene para Establecerse como Rey (Apocalipsis 19:16)
¡Cristo regresará como Rey de reyes y Señor de señores! Se sentará en su trono
glorioso y reinará sobre la tierra (Isaías 9:6-7; Daniel 2:44; Mateo 19:28; Lucas
1:32-33).

El Mod