Está en la página 1de 10

Revista Búsqueda. Número 18:62-71; 2017.

ISSN: 0123-9813
DOI: doi.org/10.21892/01239813.338
ORIGINAL

Evaluación de la salud mental de personas mayores, víctimas


del conflicto armado, atendidas en el Centro de Orientación
Sociojurídica de Sincelejo en los años 2012-2013.
Mental health evaluation of older people, victims of the armed
conflict, attended at the Counseling Center Sociojurídica of Sincelejo
in the years 2012-2013

Sandra Castillo-Santis1 Psicól, Kelly Romero-Acosta12 Ph.D, Marta Sahagún-Navarro13 M.Sc


Andrea del Carmen Sánchez-Vergara1 Psicól.
1
Corporación Universitaria del Caribe. Sincelejo - Colombia. 2Dra. en Psicopatología de niños,
adolescentes y personas. Docente-investigadora. Mg. en Atención sociosanitaria de personas
3

mayores y personas con discapacidad. Docente-investigadora.

Recibido: 16-01-2017; Aceptado: 27-03-2017

RESUMEN

El objetivo de la presente investigación es describir el estado de salud mental de


las personas mayores, víctimas del conflicto armado, que visitaron el Centro de
Orientación Sociojurídica (COS) de Sincelejo en los años 2012-2013. En total,
participaron 14 víctimas cuyas edades oscilan entre los 60 y 82 años. De estas,
dos eran hombres (14,28%) y el resto, mujeres. Se les realizó la historia clínica
psicológica, la cual detalla datos generales, motivo de consulta, examen mental,
historia personal y familiar, observaciones, diagnóstico, plan de tratamiento y
recomendaciones. Para esta investigación, solo se tuvo en cuenta el examen
mental, en el cual la mayoría mostró actitud y apariencia de tristeza y
preocupación, con buena orientación en tiempo, lugar y espacio, sin alteraciones
en el lenguaje y percepción. Solo 2 personas presentaron pérdida de la memoria,
y 4 se notaron con atención dispersa; 2 presentaron dificultades en la
movilidad; el lenguaje fue fluido y coherente, con pensamiento lógico. Y en
cuanto a la efectividad, 8 de ellas se notaron tristes y/o angustiadas. Se concluye
entonces que el haber sido víctima del conflicto armado, ya sea por causa del
desplazamiento forzado cuya experiencia implica la pérdida parcial o total de bienes
materiales o la pérdida de familiares, es un desencadenante a la hora de padecer
trastorno depresivo y/o ansioso en las personas mayores.

Palabras clave: Personas mayores, examen mental, conflicto armado,


víctimas, salud mental.

62
Castillo-Santis et al - Evaluación de la salud mental de personas víctimas del conflicto armado

ABSTRACT

The aim of this research is to describe the mental examination of elderly victims of
armed conflict who visited the Socio-Legal Counseling Center (COS) of Sincelejo in the
years 2012-2013. In all, 14 victims whose ages of 60 and 82 years. Of these, two were
men (14.28%) and the rest women. They underwent psychological history, which is
comprised of general data, reason for consultation, mental examination, personal and
family history, observations, diagnosis, treatment plan and recommendations; after
made, we continued with the analysis; it should be noted that for this investigation
only the mental examination, which it was noted that most showed attitude and
appearance of sadness and worry, with good orientation in time, place and space,
without alterations in language and perception are taken into account. Only 2 people
had memory loss and 4 lawere noted with scattered attention, 2 presented problems
for the movement itself, the language was fluid and consistent with logical thinking.
As for effectiveness, 8 of them were noted sad and / or distressed. Indicating that
they had been victims of the armed conflict either because of forced displacement
whose experience involves the partial or total loss of property or the loss of family
is a trigger when suffering from depressive disorder and / or anxious in older adults.

Keywords: Elderly, mental examination, armed conflict, victims, mental health.

INTRODUCCIÓN que reflejan la dificultad del ser humano


por adaptarse a la violencia. Las víctimas
La Ley 1448 de 2011 o la Ley de Víctimas de la violencia tienen un mayor riesgo
y Restitución de Tierras, en su artículo de desarrollar graves problemas de
3°, considera víctima a: salud mental, en especial las personas
Toda aquella persona que ha sufrido mayores y de la tercera edad (Saunder
pérdida de sus derechos a partir et al, 2009; Kilpatrick y Resnick, 2007).
de 1985, como consecuencia de Se debe tener en cuenta que el
infracciones al Derecho Internacional envejecimiento, o etapa de senectud, es
Humanitario o de violaciones graves a la última etapa del ciclo de vida, en el cual
las Normas Internacionales de Derechos el cuerpo manifiesta una “disminución
Humanos. También, se considera cognitiva y fisiológica, causando
víctimas a los familiares en primer grado aislamiento y la pérdida de autonomía
de consanguinidad y a los cónyuges de e independencia, porque el rendimiento
los afectados. De la misma forma, se físico y social de las personas mayores
consideran víctimas a las personas que depende de la integridad de todas sus
han sufrido un daño al intervenir para funciones” (Marinês, Castioni, Kirchner
asistir a la víctima en peligro o para y Hildebrandt, 2015, p. 3).
prevenir la victimización.
Este periodo del ciclo de vida es inevitable
La guerra constituye un acontecimiento y cada vez más, esta población es mayor
de extraordinaria intensidad, repentino, en muchos países latinoamericanos,
dramático, imprevisible y fuera del tal como lo indica Dueñas (2011):
control personal, ya que puede llevar “la Organización Iberoamericana de
al desarraigo personal, la pérdida, la Salud Mental (OISS) calcula que en
separación, la desintegración familiar, el 2050, en América Latina habrá 136
sufrimiento mental y físico y el cambio millones de personas mayores; hoy son
social sustancial. Las personas que han aproximadamente 100 millones, y hay
vivido sometidas a los rigores de la tantos mayores de 60 años, como niños
guerra sufren trastornos emocionales menores de cinco años” (p. 70).

63
Revista Búsqueda - Enero/Junio de 2017

Las cifras anteriores son realmente La mayor edad, padecer de enfermedad


alarmantes, pues las personas mayores cerebrovascular, un mayor número
pierden la capacidad funcional de de enfermedades crónicas, síntomas
realizar las actividades cotidianas, depresivos, deficiencia visual, dolores
entendiéndose como funcionalidad que limitan sus actividades diarias
“la capacidad que tiene un individuo y tener algún miembro amputado
de realizar sus actividades básicas resultaron ser factores asociados con la
cotidianas de forma independiente” dependencia para realizar actividades
(OMS, 2009, citado en Cardona, Estrada, instrumentales de la vida diaria (p.
Segura, Chavarriaga, Ordóñez y Osorio, 260).
2008, p. 4).
En el caso de la memoria de trabajo
Asimismo, “las personas mayores García y colaboradores (2014, p. 337)
no se encuentran muchas veces con hicieron referencia a que “las personas
los recursos personales idóneos para mayores muestran una mayor dificultad
adaptarse a situaciones y nuevas para realizar tareas que exigen
maneras de ver la realidad y de actuar mayor atención, flexibilidad mental,
en ella” (Bermejo, 2010, citado en planificación y procesos de reorganización
Fernández et al, 2014, p. 522), lo que del material” (Hernández-Ramos y
conduce a determinar que la población Cansino, 2011; Pousada, de la Fuente,
mayor atraviesa una serie de cambios Gómez, y Armadans, 2004; Thornton y
psicológicos, sociales y fisiológicos que Raz, 2006; Verhaeghen y Basak, 2005).
requieren una atención específica.
Por otra parte, en el caso de la memoria
Los cambios más notorios que surgen en episódica “el deterioro aparece
la etapa de la vejez son los fisiológicos, fundamentalmente en: a) tareas que
ya que es durante ella cuando se implican un esfuerzo de codificación
manifiestan todas las transformaciones y recuperación de la información
que sufre el cuerpo, tal como el declive importante” (Belleville et al, 2006;
en los sentidos (gusto, oído, tacto, Clarys et al, 2007; Souchay, Isingrini,
vista y olfato), la alteración del aspecto y Espagnet, 2000; citado en García et
corporal (piel, masa muscular, peso…), al, 2014, p. 338); “y b) el recuerdo
así como los cambios en los órganos, de hechos recientes o prospectivos
sistemas y aparatos biológicos. ligados a los acontecimientos de la vida
diaria del sujeto: recordar nombres de
De igual forma, los cambios psicológicos personas, números de teléfono, dónde
son evidentes en cuanto a la eficacia de han dejado sus objetos, etc.” (Montejo,
la realización de actividades de la vida y Montenegro, 2006; citado en García et
diaria (AVD), así como en las actividades al, 2014, p. 338).
instrumentales de la vida diaria (AIVD),
ya que es en este aspecto en el que Los más afectados por los mitos sobre la
surgen cambios cognitivos, y entre avanzada edad son los propios mayores,
los más importantes, se encuentran llegando en muchos casos a identificarse
las transformaciones en la memoria, con esas creencias extendidas, y las
el procesamiento de la información y consecuencias no son triviales. Igual
la percepción que tengan las personas que sucede en otras situaciones, aceptar
mayores de sí mismas, lo que influirá ciertas ideas favorece que se conviertan
en su motivación y en sus relaciones en realidad (Gómez, Vázquez y Hervás,
interpersonales, tal como es descrito 2010; citado en Flecha, 2015, p. 322).
por Dorantes, Ávila, Mejía y Gutiérrez
(2001, citado en Melguizo, Acosta y Cada vez es mayor el número de personas
Castellano, 2012) quienes informaron que, por diversos motivos, viven solas,
que: sin nadie que pueda responder a sus

64
Castillo-Santis et al - Evaluación de la salud mental de personas víctimas del conflicto armado

preguntas, que tome en serio sus autónomas y otros países; permiten


problemas; sin nadie a quien preguntar abrirse a oportunidades en experiencias
o a quien dirigirse como un tú personal, de aprendizaje más complejas (como las
que escuche y comprenda, que acoja TIC) y participar en investigaciones y en
y estimule; sin nadie con quien reír proyectos de carácter europeo. Además
o llorar y, en definitiva, sin nadie con es muy importante valorar los esfuerzos
quien vivir. Este es, quizás, el lado más de estos programas por mejorar sus
oscuro, desesperanzador y negativo de procesos de enseñanza-aprendizaje (p.
la existencia humana (Tamayo, 2001; 526).
citado en Limón y Crespo, p. 115).
Es significativo destacar que la
La función cognitiva, el estado físico y la Declaración Mundial sobre la Educación
estabilidad social son los aspectos más Superior apoya este tipo de medidas al
influyentes en la capacidad funcional establecer “como una acción prioritaria,
de los ancianos; estos aspectos están que el acceso a los establecimientos
directamente relacionados con la de educación superior debe abrirse
calidad de vida, y, en ocasiones, son a los educandos adultos, creando
predictores del riesgo de fragilidad o oportunidades de aprendizaje de
de necesidades no cubiertas en las manera flexible, abierta y creativa”
personas de edad avanzada (Corrales, (UNESCO, 2010; citado en Fernández
Palomo, Magariño, Alonso y Torrico, et al, 2014, p. 527).
2004; citado en Villareal y Month, 2012,
p. 84). Asimismo, en la I Asamblea Mundial
del Envejecimiento, el Plan de Viena
Por tanto, la sociedad se ha visto más (1982) “reconoce, por primera vez,
preocupada por la integridad de las la dimensión educativa en la vejez
personas mayores, tomando medidas y la importancia del desarrollo de la
que faciliten el acceso de esta población a educación con el objetivo de obtener
la educación y programas de intervención una mejor calidad de vida” (citado en
acompañados de la creación de políticas Fernández et al, 2014, p. 524), de
públicas encargadas de velar por el manera que en la II Asamblea Mundial
cumplimiento de los derechos de las del Envejecimiento, celebrada en Madrid
personas de la tercera edad. (2002), se estableció como “propósito
guiar la formulación de políticas hacia el
En este sentido, existen programas de objetivo de lograr durante toda la vida
formación universitaria como medio y en toda la sociedad el ajuste social,
de intervención eficaz que no solo trae cultural y económico a un mundo que
consigo beneficios educativos para las envejece” (citado en Fernández et al,
personas mayores, sino también para 2014, p. 524).
las personas que interactúan con ellas,
tal y como lo expresa el Libro Blanco Por otra parte, la Organización
sobre Envejecimiento Activo (IMSERSO, Iberoamericana de la Seguridad Social
2011, citado en Fernández et al, 2014): (OISS; citado en Dueñas, 2011) indica
“tres bloques de derechos necesarios
Los Programas Universitarios para para la persona mayor: salud, pensiones
Mayores (PUM) (…) poseen una gran y servicios sociales. Cuestión que es
eficacia simbólica por la presencia de relevante porque plantea tres bloques
las personas mayores en la Universidad; preferentes para defender a la persona
permiten la convivencia y el encuentro mayor; eso implica que hay un mayor
intergeneracional; favorecen el escudo de protección” (p. 71).
desarrollo del asociacionismo y
del intercambio entre alumnos de Esto permite reconocer que sí hay
universidades de otras comunidades políticas que velen por el bienestar

65
Revista Búsqueda - Enero/Junio de 2017

integral de las personas mayores, significativa, son los que “se llevan a cabo
ampliando el abanico de opciones que a través de un entrenamiento centrado
den acceso a elegir la mejor forma de en olvidos cotidianos” (Martin y Kaiser,
promover, entre esta población, una 1998; citado en García et al, 2014, p.
calidad de vida adecuada durante su 338). En este caso, “los módulos de
vejez. entrenamiento del programa se diseñan
para entrenar los olvidos más frecuentes
La efectividad de las políticas públicas que suelen presentar las personas
estará en la integralidad que se logre mayores con quejas subjetivas de
entre los sectores de protección, memoria y no tanto en el entrenamiento
seguridad social, salud, trabajo, medio de estrategias de memoria” (García et
ambiente, alimentación y nutrición y en al, 2014, p. 338).
el seguimiento, evaluación del alcance
e impactos de los planes, programas y De esta manera, queda reflejado que
proyectos (Bejarano, Ardila y Montaño, “el envejecimiento activo constituye,
2014, p. 73). en definitiva, un aspecto fundamental
para combatir y demorar situaciones
En primera instancia están “los de dependencia tanto físicas, como
programas que se fundamentan en los psíquicas, sociales, educacionales y
principios de neuroplasticidad cerebral, funcionales” (IMSERSO, 2011; citado en
reserva cognitiva y en la capacidad de Fernández et al, 2014, p. 524) que se
aprendizaje” (Calero y Navarro, 2006b; acompañan de diversas estrategias que
Fernández Ballesteros, 2009; citado en le suministran a las personas mayores
García et al, 2014, p. 338), y se centran las herramientas necesarias para su
en dos estrategias de entrenamiento: a) mayor bienestar y/o calidad de vida. Tal
“entrenar tan solo alguno de los factores y como afirma Tonon de Toscano (2010,
implicados en el buen funcionamiento citado en Flecha, 2015):
de la memoria enfoque que recibe el
nombre de entrenamiento unifactorial” La calidad de vida implica la participación
(García, García y Rodríguez, 2011; de los ciudadanos en la evaluación de
citado en García et al, 2014, p. 338) y lo que les afecta, e incluye el estudio
b) “entrenar varios de los factores que del bienestar físico y psicológico de las
influyen en la memoria y/o diversas personas, relacionando las necesidades
estrategias cognitivas que recibe el materiales con las socio- afectivas e
nombre de entrenamiento multifactorial integrando mediciones psicológicas y
(Stigsdotter y Bäckman, 1995; citado sociales de percepción y evaluación de
en García et al, 2014, p. 338). las propias experiencias de los sujetos
(p. 323).
Otra estrategia de intervención son
los programas de entrenamiento De lo que se deduce que todos los
mnemotécnico que, a su vez, son los ciudadanos hacen parte del cambio
más utilizados, es decir, “programas social, y un aspecto importante de ello
destinados a entrenar el aprendizaje es lograr que las personas mayores
de diversas estrategias y técnicas de sean autosuficientes, con la finalidad
memoria (visualización, asociación, de proporcionarles mayor bienestar y/o
categorización, método loci, método de calidad de vida para cada una de sus
la cadena, etc.) que después puedan necesidades, tanto materiales como
aplicarse o transferirse a situaciones fisiológicas, psicológicas y sociales.
concretas de su vida cotidiana” (García
et al, 2014, p. 338). Esta investigación parte de la necesidad
de ahondar en estudios que relacionen
Un tipo de modelo utilizado con menor las variables de salud mental en personas
frecuencia, pero que posee una eficacia mayores, víctimas del conflicto armado,

66
Castillo-Santis et al - Evaluación de la salud mental de personas víctimas del conflicto armado

pues son muy pocos los estudios alianzas con otros actores sociales de
publicados que existen. Ello se evidencia orden local, nacional e internacional.
en una búsqueda exhaustiva realizada
en octubre de 2015 en diferentes bases En el transcurso de los años 2012
de datos, utilizando como palabras y 2013 se atendieron en el área de
clave: personas mayores y conflicto psicología a 14 personas mayores que
armado, en ellas el número de artículos habían sido víctimas del conflicto, once
hallados fue muy bajo (exactamente del año 2012 y tres, del 2013. En este
once). período se realizaba el examen mental
Otros autores como Campo-Arias, a los visitantes.
Oviedo y Herazo (2014), tras una
revisión de artículos publicados en Cuando se habla de examen mental,
los buscadores de Google Académico, se hace referencia a la técnica que se
Bireme y PubMed desde 1994 hasta utiliza para tener un diagnóstico más
2013, utilizando como palabras clave preciso sobre los trastornos o síndromes
conflicto armado, trastornos mentales, presentados por las personas atendidas
salud mental, prevalencia y Colombia; (López y Giuliani, 2012). El examen
identificaron que efectivamente, mental está conformado por: actitud,
son muy pocos los estudios que apariencia, orientación, memoria,
analizan estas variables. De hecho, no atención, motricidad, afecto, lenguaje
encontraron estudios epidemiológicos y pensamiento. Luego de realizar el
previos al año 2000. Sin embargo, examen mental, se hizo un posible
los pocos estudios hallados arrojaron diagnóstico, el cual fue tomado de la
información sobre la alta frecuencia de descripción de la problemática y el
ansiedad y depresión relacionada con motivo de consulta dado por la persona.
factores estresantes como, por ejemplo,
el estrés postraumático. Cabe destacar que a estas catorce
personas se les diligenció la historia
clínica psicológica, la cual está
METODOLOGÍA conformada por datos generales, motivo
de consulta, examen mental, historia
Con enfoque cuantitativo y alcance personal y familiar, observaciones,
descriptivo, este es un estudio de base diagnóstico, plan de tratamiento y
documental de carácter retrospectivo. recomendaciones.

Población y muestra: Este estudio Procedimiento: El análisis de los datos


se llevó a cabo en Sincelejo, una se realizó con la ayuda del Statistical
ciudad colombiana que pertenece al Package for Social Science (SPSS, V 20).
departamento de Sucre y que tiene En este análisis se calcularon frecuencias
una población de 267.571 habitantes, y porcentajes.
según el último estudio estadístico
del DANE (2012). De esta ciudad, se
eligió de forma intencionada el Centro RESULTADOS
de Orientación Sociojurídica (COS) de
Sincelejo, el cual se encarga de brindar Información sociodemográfica. Las
la atención y el acompañamiento edades de los participantes oscilan
psicosocial y jurídico a las víctimas del entre 60 y 82 años. De esta muestra,
conflicto armado de todos los géneros, dos son hombres (14,3%) y el resto,
clases sociales y edades. De igual forma, mujeres (85.3%). Todas las mujeres se
este implementa un modelo de atención dedican a las labores del hogar, y los
sistémica e integral, mediante un análisis hombres a la albañilería. En la tabla 1
crítico, reflexivo e investigativo de sus se muestra de manera más detallada
necesidades y realidades, promueve esta información.

67
Revista Búsqueda - Enero/Junio de 2017

Tabla 1. Datos sociodemográficos. Tabla 2. Evaluación del estado mental


Sexo N % Actitud n %
Mujeres 12 85.7% Desánimo, tristeza, preocupación 9 64.3%
Hombres 2 14.3% Disponible, alerta 4 28.6%
Edad Disponible-triste 1 7.1%
60 2 14.3%
62 2 14.3% Apariencia
64 1 7.1% Tristeza, desconsolación, angustia y melancolía 8 57.1%
67 1 7.1% No registran datos 6 42.9%
68 1 7.1%
70 3 21.4% Orientación
76 2 14.3% Orientación adecuada 14 100%
80 1 7.1%
82 1 7.1% Memoria
Ocupación Eumnésico 9 64.3%
Ama de casa 12 85.7% Pérdida de algún tipo de memoria a largo plazo. 2 14.3%
Maestro de obra 2 14.3% Pérdida de algún tipo de memoria mediano plazo 3 21.4%

Fuente: Elaboración propia


Atención
Euproséxico 8 57.1%

Evaluación del paciente. La mayoría Atención dispersa. 4 28.6%

de las víctimas mostraron una actitud Sin registro. 2 14.3%

desanimada, con rasgos de tristeza,


Motricidad
melancolía, preocupación y ansiedad. Por sus propios medios 9 64.3%
Con respecto a la apariencia, 8 de Con alguna ayuda 2 14.3%
las víctimas (57.14%) mostraron una Sin registro 3 21.4%
apariencia de tristeza, desconsuelo,
angustia y melancolía. De hecho, en Afectividad
la valoración de la afectividad, once Tristeza, angustia y ansiedad 11 78.6%
de las víctimas se mostraron tristes, Tranquilo y/o estable 3 21.4%
angustiados y ansiosos. Cabe destacar
que todos mostraron una orientación Lenguaje

adecuada y fluidez y coherencia en el Fluido y coherente 14 100%

lenguaje. Toda esta información se


puede ver de manera más detallada en Pensamiento

la tabla 2. Lógico, coherente y racional 12 85.7


Pensamiento distorsionado Sin registro 1 7.1%
Nota: Elaboración propia

DISCUSIÓN
envejecimiento, de carácter benigno,
“La edad suele tener una serie de efectos puede llegar a provocar en los individuos
en el funcionamiento y en el rendimiento que la presentan, ciertas dificultades
cognitivo, tales como un enlentecimiento para afrontar algunas tareas de la vida
en el procesamiento de la información” diaria” (García et al, 2014, p. 337).
(Brigman y Cherry, 2002; Myerson,
Hale, Swagstaff, Poon, y Smith, 1990; No obstante, la memoria sensorial,
Salthouse, 1996, citado en García, inmediata, procedimental y el
Fernández, Fuentes, López y Moreno, rendimiento en tareas de reconocimiento,
2014, p. 337), lo que va acompañado suelen estar preservados en este tipo
de un descenso en los diferentes de problemáticas (Kester, Benjamín,
tipos de memoria. En este sentido, se Castel y Craik, 2002; Spencer y Raz,
identifica que “el establecimiento de 1995; citado en García et al, 2014).
una pérdida de memoria asociada al

68
Castillo-Santis et al - Evaluación de la salud mental de personas víctimas del conflicto armado

“Por el contrario, la memoria operativa En efecto, Tonon de Toscazo (2010)


y la memoria episódica sí presentan afirma que el bienestar psicológico de
claras alteraciones” (García et al, 2014, las personas depende en gran medida de
p. 337). la valoración que cada persona hace de
su situación conforme a su experiencia.
En este estudio, dos personas tuvieron Esta percepción incluye medidas tanto
pérdida de memoria a largo plazo, y tres positivas como negativas, y una visión
a mediano plazo. La pérdida de memoria global de la vida a la que el autor
de estos adultos mayores pudo deberse denomina satisfacción vital. Todo esto
a efectos de la edad y no a efectos de permite determinar que las personas
hechos traumáticos por la guerra. mayores recrean su vejez, de acuerdo
con las experiencias.
Todas estas deficiencias cognitivas
pueden llegar a provocar en las personas Asimismo, es necesario hacer énfasis
mayores sentimientos de inferioridad e en que cada vez más, muchas de
inutilidad, por lo que no pierde relevancia estas personas mayores atraviesan
mencionar que la percepción que tengan situaciones precarias de alimentación,
de sí mismas es un punto clave para vivienda y, en algunas ocasiones,
obtener un envejecimiento activo en de afecto. Ahora bien, si los adultos
esta población, tal como es descrito por mayores que visitaron el COS, no solo
Pérez (2006, citado en Flecha, 2015) el tuvieron experiencias traumáticas, sino
cual expresa: “que la imagen negativa también, vivían en situaciones precarias
que las personas mayores tienen sobre de alimentación y vivienda al momento
sí mismas funciona como un freno para de contestar las preguntas de la historia
su envejecimiento activo y saludable” clínica, la percepción sobre su situación
(p. 322). sería mucho más negativa.

La auto-percepción del adulto mayor en Actualmente, muchas entidades están


el marco del conflicto puede ser en alto tomando las medidas preventivas
grado negativa debido a las situaciones necesarias para evitar consecuencias
de pérdida y dolor experimentadas. psicológicas, sociales y fisiológicas
Luego de analizar el examen mental en la población mayor, a través de
realizado en el Centro de Orientación la promoción de acciones decisivas
Sociojurídica de Sincelejo, se pudo que provoquen la inserción social, el
concluir que la mayoría de las víctimas envejecimiento activo y, por supuesto,
mostraron una actitud, apariencia una calidad de vida óptima.
y afectividad de tristeza, angustia y
preocupación. Estas acciones sobre adultos mayores
víctimas del conflicto serían de gran
Ello permite deducir que el haber sido utilidad porque mejoraría su calidad
víctima de manera directa o indirecta de vida teniendo en cuenta, tanto las
del conflicto armado es un factor consecuencias normales del proceso de
predominante a la hora de padecer de envejecimiento del adulto mayor, como
trastorno depresivo y/o ansioso en las las relacionadas con las vivencias de
personas mayores, ya sea mediante situaciones traumáticas. Porque aquí
el desplazamiento forzado, que no solo se trata de adultos mayores
ocasiona la pérdida parcial o total de con problemas de memoria, típicos
bienes materiales, de igual manera, el de la edad. Se trata también de que,
asesinato o desaparición de familiares, añadido a ello, se encuentran adultos
que afecta la actitud, apariencia y con experiencias de vida dolorosas que
afectividad de las personas, entre otros implican un cambio impactante a nivel
hechos victimizantes. personal, familiar y social.

69
Revista Búsqueda - Enero/Junio de 2017

Por todo lo anterior, es necesario trabajar públicos y privados que asisten a la


en la promoción de un envejecimiento población” (Cardona, Estrada y Agudelo,
activo en la población de adultos 2003; citado en Villareal y Month, 2012,
mayores en el marco del conflicto, con p. 76).
la finalidad que las personas mayores
sean autosuficientes en el mayor tiempo Esto es importante tenerlo en cuenta
de vida posible, sin olvidar la relevancia porque las personas adultas mayores
que tienen las redes de apoyo social en que han quedado sin una red de apoyo
este propósito. familiar, son mucho más vulnerables
que las personas que cuentan con
En ocasiones, no solo las personas familiares que pueden cuidar y velar por
mayores se sienten como seres su bienestar.
ineficaces, lo cual, teniendo en cuenta
que se trata de una imagen promovida La red de apoyo social no solo es
desde la misma sociedad, obliga a importante en la etapa de la edad
trabajar en el fortalecimiento de las adulta, sino en todo el ciclo vital con
redes de apoyo social, con el fin de el objetivo de “facilitar el acceso de los
contribuir a la inserción social de este colectivos más vulnerables, decisivo
grupo poblacional que, de alguna forma, para su integración, participación e
está siendo vulnerado por la misma inserción social con los mismos derechos
sociedad. Se entiende por apoyo social que el resto de los ciudadanos” (Pérez y
a: Sarrate, 2011; citado en Fernández et
al; 2014, p. 537).
Todas aquellas formas de ayuda
(material, emocional y de información) Esta red social es fundamental, pues se
que ofrece la sociedad y que los individuos ha observado que personas mayores sin
requieren en las diferentes etapas de soporte familiar o con una pared socio
su vida; se clasifica en: familiar (red familiar inadecuada “tienen mayor
primaria), vecinos, amigos o parientes mortalidad, depresión, alteraciones
(red secundaria), residan o no con el cognitivas y una percepción de un peor
anciano; y el apoyo institucional o de estado de salud que aquellos que sí lo
tipo formal hace referencia a organismos tienen” (Villareal y Month, 2012, p. 76).

REFERENCIAS

Bejarano, J., Ardila, L. y Montaño, A. Cardona, D., Estrada, A., Segura, A.,
(2014). Alimentación, nutrición y Chavarriaga, L., Ordóñez, J. y
envejecimiento: un análisis desde el Osorio, J. (2008) La dependencia
enfoque social de derechos. Revista del adulto mayor institucionalizado
de Facultad de Medicina, 62. es un asunto de calidad de vida.
Revista CES Salud Pública, 62(1),
Campo-Arias, A., Oviedo, H., Herazo, E. 3-12.
(2014). Prevalencia de síntomas,
posibles casos y trastornos Dueñas, O. (2011). Colombia, España,
mentales en víctimas del conflicto Uruguay, Costa Rica, Cuba,
armado interno en situación de Ecuador: Seguridad Social para el
desplazamiento en Colombia: adulto mayor. Revista de Derecho,
una revisión sistemática”. Revista 37, 68-110.
Colombiana de Psiquiatría,
43(4)177-185.

70
Castillo-Santis et al - Evaluación de la salud mental de personas víctimas del conflicto armado

Fernández, A., García, J. y Pérez Marinês, L., Castioni, D., Kirchner, R. y


G. (2014). Los Programas Hildebrandt, L. (2015). Capacidad
Universitarios de Mayores y su funcional y nivel cognitivo de
contribución al aprendizaje a lo largo adultos mayores residentes en
de la vida. Revista Complutense de una comunidad en el sur de Brasil.
Educación, 25(2). Revista Electrónica Trimestral de
Enfermería, (37).
Flecha, A. (2015). Bienestar psicológico
subjetivo y personas mayores Melguizo, E., Acosta, A. y Castellano,
residentes. Pedagogía Social. R. (2012) Factores asociados a la
Revista Interuniversitaria, 25. calidad de vida de adultos mayores.
Cartagena (Colombia). Salud
García, J., Fernández, P., Fuentes, L., Uninorte. Barranquilla, 28(2), 251-
López, J. y Moreno, M. (2014). 263.
Estudio comparativo de dos
programas de entrenamiento de Pousada, M., de la Fuente, J., Gómez, B.,
la memoria en personas mayores y Armadans, I. (2004). Los efectos
con quejas subjetivas de memoria: de la información irrelevante en la
un análisis preliminar. Anales de memoria operativa de las personas
Psicología, 30(1), 337-345. mayores. Revista Multidisciplinar de
Gerontología, 14 (1), 16-21
Hernández-Ramos E, Cansino S. (2011).
Envejecimiento y memoria de Saunders BE, Kilpatrick DG, Resnick
trabajo: el papel de la complejidad HS,Tidwell RP (2009). Brief
y el tipo de información. Rev Neurol screening for lifetime history of
52, 147-53. criminal victimization at mental
health intake: A preliminary study.
Kilpatrick DG, Resnick HS (2007). Health J Interpers Violence, 4(3), 267-77.
impact of interpersonal violence.
3: Implications for clinical public Thornton, W. J. L. y Raz, N. (2006).
policy. J Behav Med., 23(2):79-87. Aging and the Role of Working
Memory Resources in Visuospatial
Ley 1448 de 2011. Por la cual se dictan Attention. Aging, Neuropsychology,
medidas de atención, asistencia y and Cognition, 13 (1), 36-61
reparación integral a las víctimas del
conflicto armado interno y se dictan Tonon G. (2010). La utilización de
otras disposiciones. Recuperado indicadores de calidad de vida
de: http://www.secretariasenado. para la decisión de políticas
gov.co/senado/basedoc/ley/2011/ públicas. Revista de la Universidad
ley_1448_2011.html Bolivariana, 9(26), 361-370.

Limón, R. y Crespo J. (2001). Ciudad Villarreal, G. y Month, E. (2012).


educadora y nuevos espacios de Condición sociofamiliar, asistencial
educación para la salud en las y de funcionalidad del adulto
personas mayores. Educación, mayor de 65 años en dos comunas
21(4), 91-123. de Sincelejo (Colombia). Salud
Uninorte Barranquilla, 28(1), 75-
López, E. y Giuliani, C. (2012). El 87.
examen mental como herramienta
diagnóstica en la salud y los
trastornos. Eta-Evolutiva, 82, 67-
73.

71