Está en la página 1de 24

HERMENÉUTICA

Abre mis ojos, y miraré las maravillas de tu ley (Sal. 119:18)

Abre mis ojos, y miraré Las maravillas de tu ley. (Sal 119:18)

Versos a memorizar: Nehemías 8:8; 2 Tim 2:15 y 3:16; 2 Pedro 1:19-21

Pero miraré a aquel que es pobre y humilde de espíritu, y que tiembla a mi palabra.
Isaías 66:2b

Procura con diligencia presentarte a Dios aprobado, como obrero que no tiene de qué
avergonzarse, que usa bien la palabra de verdad 2 Timoteo 2:15.

El primer paso para un estudio bíblico exitoso es nacer de nuevo (Jn. 3:3). La Biblia es
un libro sagrado y espiritual. Si sigues siendo un hombre impío, natural, sin el Espíritu
de Dios viviendo en ti, no serás capaz de comprender realmente la sustancia espiritual
de la Biblia ni vas a ser bendecido por su poderosa verdad

La hermenéutica es una ciencia que debe ser conocida por todo predicador y por
cada cristiano deseoso de ver “Las maravillas de tu palabra”, de acuerdo a las
palabras del salmista (Sal. 119:18)

El vocablo hermenéutica tiene sus raíces en la palabra griega “hermenevein”, que


significa interpretar, de allí nace la definición de esta ciencia.

La hermenéutica es una ciencia que debe ser conocida por todo predicador y por cada
cristiano deseoso de ver “Las maravillas de tu palabra.

La Hermenéutica Bíblica, es la ciencia de interpretación del Antiguo y Nuevo


Testamento. Siendo que estos dos documentos difieren en forma, lenguaje y
condiciones históricas, muchos escritores han considerado preferiblemente tratar por
separado la Hermenéutica de cada uno de ellos. Siendo el Nuevo Testamento la
revelación más plena, así como la más moderna, su interpretación ha recibido mayor
y más frecuente atención.

La Hermenéutica es el arte de interpretar los textos.

Es bueno destacar que todos los textos deben ser interpretados y por tanto cada uno
de ellos tiene su propia hermenéutica.

La Biblia es un libro muy especial. Por eso también la Palabra de Dios necesita del
arte de interpretar los textos en este caso de la hermenéutica Bíblica.

Veamos tres razones que hacen de la Biblia un libro diferente y que por lo tanto
también nos lleva a afirmar la necesidad de conocer los principios de la hermenéutica
para poder entender el mensaje bíblico más eficientemente.

1.- Hay pasajes de las escrituras sumamente difíciles. El propio apóstol Pedro
admite esta verdad en su segunda epístola cuando declara que hay textos “…difíciles
de entender” (2.P. 3:16)

2.- La Biblia fue escrita durante un período de más de 1.600 años contando desde
Moisés hasta el apóstol Juan. Durante ese tiempo nos encontramos con escritores que
tenían profesiones muy diferentes unas de otras. Algunos eran reyes, otros militares,
había pescadores;

3.- Lucas era médico y así sucesivamente. Cada uno de ellos utiliza expresiones
propias de su vida cotidiana y del ambiente en el que se movía. Los 66 libros
canónicos incluyen diferentes tipos de escritos. Allí encontramos, epístolas o cartas,
pero también hay relatos históricos, poesía, escritos proféticos, biografías, etc. En
resumen: nos enfrentamos a lugares, tiempos y situaciones muy distintas dentro de un
mismo libro, lo cual nos exige una interpretación de lo que leemos.

4.- El lenguaje utilizado por los escritores es diferente al que nosotros utilizamos
día a día. Para muchos enemigos de la Biblia, justamente este aspecto es un
argumento firme para refutar que Las Escrituras sean la Palabra de Dios. Ellos se
preguntan: ¿por qué razón utilizaría Dios un lenguaje tan complicado si su intención
era la de comunicarse con el ser humano?

Es cierto que el lenguaje Bíblico es sumamente rico en figuras, en expresiones


simbólicas, en ideas e imágenes, que en muchos casos hacen de nuestra lectura todo
un trabajo. Pero es bueno recordar, que este lenguaje tan especial se ha adaptado
fácilmente a las distintas culturas a lo largo de la historia de la humanidad, haciendo
posible así la comprensión de la Palabra de Dios para todo aquel que lee con un
corazón sincero.

De ahí que el lenguaje utilizado por los escritores Bíblicos, más que un argumento en
contra, es un argumento a favor de la palabra de Dios, que demuestra la gran
sabiduría de un Dios que todo lo sabe y que realmente siempre ha tenido el deseo de
comunicarse con la corona de su creación el ser humano.

La Biblia es un libro diferente y que por lo tanto también nos lleva a afirmar la
necesidad de conocer los principios de la hermenéutica para poder entender el
mensaje bíblico más eficientemente que lo hace diferente.

Consideraciones a tomar en cuenta, de las cuales el enemigo se ha valido para


interpretar la palabra:

El Modernista mutila la palabra; exalta la comprensión humana por encima del Verbo
escrito de Dios, escogiendo ciertas porciones que, según su criterio, contienen
valores espirituales y religiosos.

El Tradicionalista: Acepta como dogma de la fe que la Iglesia adelanta, que la Biblia


es la Palabra Inspirada de Dios, pero también de hacerse caso a la tradición oral, de
los dichos de los Padres Apostólicos, los Concilios.

El Perezoso: Se halla en todas las congregaciones, pero abunda más allí donde se
acepta la tesis de la interpretación de la Biblia es solo para teólogos

El Ignorante: es el que se cree capaz de darle sentido a cualquier texto por una luz
interior, sin querer ser enseñado, interpretando a su antojo.

El lector amante de la verdad como intérprete:

.- El lector es al mismo tiempo un intérprete


.- Se tiene la tendencia a pensar que lo que entendemos, es lo mismo que se
proponía el Espíritu Santo o el autor.
.- La interpretación tiene que ver con la explicación que damos a la Palabra de
Dios, y esa es la razón por la cual existen los metodistas, bautistas, los presbiterianos,
todos tenemos cuestas interpretaciones. Y donde hay desacuerdo alguien
evidentemente está equivocado.

Para poder obtener el mayor provecho posible del estudio de éste libro único, es
imprescindible que el lector tenga siempre presente en su estudio cinco
características básicas.

1- SER RESPETUOSO: La Biblia es la revelación del Omnipotente, es el milagro


permanente de la soberana Gracia de Dios, es el código divino por el cual seremos
juzgados en el día supremo, es el testamento sellado con la sangre de Cristo (Lund y
Nelson).

El autor de la epístola a los Hebreos nos recuerda que “… La Palabra de Dios es viva
y eficaz, y más cortante que espada de dos filos” (Heb. 4:12)

De estas dos citas se desprende la necesidad de ser respetuoso ante un libro cuyo
valor jamás podremos entender en su totalidad.

2.- SER HUMILDE: El no considerarse sabio y entendido nos puede llevar a la


perspectiva incorrecta de lo que es la Biblia. No se trata de cosas humanas sino
divinas y espirituales. Dios enseña al que sabe y quiere aprender y al que no sabe y
quiere seguir aprendiendo

3.- SER AMANTE DE LA VERDAD: Los nobles de Berea (Hch.17:10) nos dan un
ejemplo que aún hoy deberíamos seguir. Para ellos no era suficiente escuchar con
respecto al famoso Pablo. Tampoco bastaba con actuar en forma humilde y atender a
lo que el apóstol les pretendía enseñar. Para los nobles, lo único que tenía valor era la
verdad. Por eso, luego de escuchar, escudriñaban Las Escrituras “…para ver si estas
cosas eran así” (Hch 17: 11), aunque ello no significa que pusieran en duda la palabra
del apóstol. También para nosotros solamente la verdad comprobada debe dejarnos
satisfechos.

4.- SER PACIENTE: Como y lo hemos visto, es un hecho que muchos pasajes
Bíblicos son oscuros, de difícil interpretación. El lograr comprenderlos puede llevar
tiempo. Por eso Jesucristo mismo nos invitó a estudiar pacientemente la Biblia para
encontrar la verdad acerca de Dios.

5.- SER PRUDENTE: Debemos comenzar por los textos más sencillos, y a medida
que maduramos en nuestro conocimiento, iremos aumentando la dificultad de los
pasajes a estudiar.

Aquí es bueno considerar además la ayuda que otros nos pueden brindar, como así
también el constante requisito de acercarnos a las páginas bíblicas en oración,
buscando en su autor la guía necesaria para la buena interpretación.

Estamos de acuerdo en que la Biblia es un libro muy especial, entre otras cosas,
porque su lenguaje no es el corriente utilizado por nosotros. Estamos también de
acuerdo en que debemos interpretar esos pasajes difíciles de entender. Pero no
podemos tener una interpretación privada.

Entonces, para simplificar en algo el estudio de los mismos, es que la Hermenéutica


bíblica nos proporcionan una serie de reglas. Si las seguimos tendremos las mejores
posibilidades de alcanzar el éxito.
Que hace a la Biblia un Libro diferente:

Preservación: En el tiempo, existen pruebas objetivas, y pruebas externas de su


preservación.

Arqueología: Esta ciencia ha sido un apoyo ya que ha desenterrado muchas


evidencias que verifican que la Biblia es la Palabra de Dios. Muchos de los
manuscritos antiguos que han descubierto hacer ver su exactitud.

La profecía cumplida: Otra prueba indudablemente es que la Biblia está llena de


profecías las cuales han tenido su cumplimento en el tiempo.

Vidas Transformadas: En este punto hay muchas razones más que demuestras que
la Biblia es un libro diferente. Los cambio que producen en las vidas de aquellos que
la leen y meditan en ella. La Biblia dice que la palabra de Dios es viva y eficaz…(habla
en todas las épocas).

Como acabamos de ver, la Biblia es un libro muy especial. No se trata de simple


literatura (como muchos profesores en la materia pretenden hacerle creer a sus
estudiantes). La Biblia es un libro que ofrece verdades espirituales; verdades que
tienen valor para nuestra vida terrenal como también para toda la eternidad.

Dificultades para la interpretación:

1.- Dios nos ha dado la Biblia en forma de una biblioteca de 66 libros muy
diversos entre sí.
2.- Los libros surgen de las condiciones religiosas y espirituales de pueblos,
hombre y mujeres que vivían en aquella parte del mundo a que ahora llamados el
Medio Oriente
3.- La Antigüedad de los escritos
4.- Redacción de los escritos (arameo, hebreo y griego)
5.- Los diferentes géneros literarios

La Biblia debe estudiare como un conjunto, porque sus diversas partes fueron dadas
de muchas maneras (Hebreos 1:1) y tomadas en conjunto constituyen un volumen que
se interpreta a sí mismo.

La Hermenéutica establece los principios, métodos y reglas que son necesarios para
el sentido de lo que se ha escrito. El objetivo de ella es aclarar todo lo que está oscuro
para interpretar, de manera que todo lector pueda entender exactamente lo escrito
por el autor.

El Apóstol Pedro en su segunda carta capítulo 3 verso 16; dice que hay cosas muy
difíciles de entender, allí es donde interviene la hermenéutica con sus reglas y
normas para lograr en mayor manera la interpretación.

Importancia de la Hermenéutica

.- Para el desarrollo cristiano.


.- Dota de una serie de reglas y principios que contribuyen a vencer la distancia
entre el lector y el autor del texto bíblico.
.- Ayuda a librarnos de errores.
DIFERENTES ESCUELAS DE INTERPRETACION:

La escuela Alegórica de interpretación: Este método era el usado por los judíos
helenizados y cristianos influenciados por filosofías platónicas. Clemente de
Alejandría y Origen eran dos personas quienes miraban las escrituras,
particularmente el A.T., simbólicamente en vez de literalmente. Esta escuela enseña
que debajo de cada versículo encontrado en la Biblia existe la “realidad” del texto,
como la verdad escondida,

En cada frase o texto hay un símbolo con un significado espiritual. La Iglesia Católica
interpreta algunos pasajes de la Biblia alegóricamente por ejemplo como el pan y el
vino. (La substanciación), esto fue rechazado por los reformadores.

La escuela de Interpretación consagrado: Esta escuela pone énfasis en


experiencias místicas. Las escrituras y sus interpretaciones tienen que ver con la vid
espiritual. La Biblia solamente es importante en cuanto a la devoción y la oración,
siguiendo los métodos de ésta, puede conducir a una interpretación que poco tiene
que ver con la verdad.

Método pietista: Según el método Pietista el estudiante pretende ser guiado por una
luz interna, recibida como una unción del Santo (1 Juan 2:20) cuando está siendo
guido por una mente carnal o por espíritu de error. Las reglas de interpretación, el
significado, el uso común se abandonan, sosteniéndose que la revelación interna es
permanente e infalible, pero cuando el guía es el Espíritu Santo, la interpretación de
un versículo no contradice el resto de la Biblia.

La escuela de interpretación liberal: Es una teología liberal que existe hoy. Es una
teología en que los eruditos liberales no aceptan la Biblia como la Palabra de Dios
infalible y rechazan la inspiración verbal de la Biblia.

La Escuela de interpretación literal: Esta escuela interpreta las palabras, los pasajes y
los libros en forma literal. Sigue las reglas de la justa interpretación, interpretando
cada cosa literalmente. Por ejemplo los modos de hablar, fábulas o algo alegórico no
se puede interpretar literalmente. Los primeros padres de la Iglesia como Tomás de
Aquino, Justino Mártir interpretaron las escrituras literalmente.

Método recomendado: Histórico – Gramatical , es el método recomendado, en


Antioquía se reunieron hombres piadosos y maestros de la Palabra quienes siguieron
los pasos de Esdras, Cristo y los Apóstoles en la interpretación (Diadoro de Tarso,
Crisóstomo y Teodoro de Mopsuestia.) Este método consiste en conseguir de las
escrituras mismas el significado preciso que los escritores le quisieron dar. El
estudiante aceptará las demandas de la Biblia, sin perjuicio o prevenciones; se
posesionará del idioma analizando y averiguando las circunstancias en que se
escribió, así como las maneras y costumbres de la época y el objetivo que tuvo en
vista al escribir. El conocimiento de la reglas de interpretación bíblica, nos puede librar
de caer en errores doctrinales; Por tanto aplicar correctamente la hermenéutica
bíblica evitará que arrastremos a otros tras la doctrina del error, lo que puede causar
incluso la perdición de alma de aquel por el cual Cristo murió en la Cruz.

Este método toma en cuenta el idioma original y además hace un análisis lingüístico
del texto, observando el significado de cada palabra más su relación con el resto de la
oración. No se le escapa nada; analiza el pensamiento expresado y las palabras con
las que se expresó individualmente y en relación con otras.
REGLAS DE INTERPRETACION

Regla Fundamental:

La Biblia es su propio intérprete

La historia de la humanidad en general, y de la iglesia en particular, está plagada de


incidentes y catástrofes cuya causa directa ha sido la interpretación privada,
(eclesiastisismo el cual enseñaba por ellos nada más) por una persona o por grupo, de
distintos pasajes Bíblicos. Los judíos encontraron aparente apoyo en las Escrituras
para rechazar a Jesús; del mismo modo la iglesia Católica y su idea del papado; los
nazis y el holocausto del pueblo judío buscando una raza perfecta. Estos son solo
algunos ejemplos de esas catástrofes.

Este principio viene de la verdad que la Biblia es la inspirada Palabra de Dios. Puesto
que cuando la Biblia habla Dios habla, y que Dios es siempre verdadero y nunca
puede mentir, promover el engaño, ni contradecirse, entonces toda la Escritura es
verdadera y nunca podría enseñar el engaño ni contradecirse. Después de todo, si hay
una contradicción que consiste de dos declaraciones opuestas, las dos no pueden ser
correctas hay que investigar. (Lev. 11:7-8 / Colos.2:16-17)

Luc: 14:26. Hay una contradicción aquí? No. Lo que Jesús está diciendo en Luc 14:26
es usar una hipérbole (una figura retórica que utiliza la exageración) para enfatizar una
verdad. Él está diciendo que nuestro amor por Él debe ser tan grande, y Él debe ser
una prioridad tan grande en nuestras vidas, que aun el amor por los que amamos más
debe parecer como odio en comparación

Toda Escritura es absolutamente verdadera, y dentro de las Escrituras se encuentran


doctrinas importantes que se enseñan a través de toda la Biblia. La Escritura es la
intérprete más absoluta, autorizada e infalible de sí misma. El mejor comentario de un
cierto versículo son otros versículos en la Biblia que tratan con el mismo tema porque
nunca se equivocan.

Aunque todo lo que necesitamos saber para ser salvos y conocer a Dios es
extremadamente claro en las escrituras, queda el hecho de que algunos textos son
difíciles de interpretar. Aun el apóstol Pedro reconoció esto (2 Ped. 3:16). Entonces,
¿qué debemos hacer cuando nos encontramos con versículos que son difíciles de
entender?

Por eso a nadie le debería sorprender la necesidad de seguir la regla fundamental de


la Hermenéutica bíblica, la cual nos expresa que la Biblia es el mejor intérprete de la
Biblia.

De esto se desprende que ninguna doctrina puede llamarse bíblica si no incluye-dentro


de si- todo lo que el Sagrado Libro enseña respecto a un tema en particular. Antes de
poder denominarla “una doctrina bíblica”, se deben tener presentes todas las
enseñanzas, mandatos y prohibiciones que hay en la palabra de Dios en relación al
tema en cuestión.

PRIMERA REGLA- Siempre que sea posible, tomemos las palabras en su sentido
común, usual, natural y literal.

Los escritores de las Sagradas Escrituras escribieron naturalmente, con el objeto de


hacerse comprender. Y por consiguiente. Debieron valerse de palabras conocidas y
debieron usarlas en el sentido que generalmente tenían. Averiguar y determinar cuál
sea este sentido usual y ordinario debe constituir, por tanto, el primer cuidado en la
interpretación o recta comprensión de las Escrituras.

Algunas expresiones de la Biblia son figuradas y deben interpretarse según el uso


ordinario de la época en que se escribieron y del contexto donde se encuentran.

Ignorando o violando esta regla en muchas partes de la Escritura no tendrá otro


sentido que el que quiera concederle el capricho humano.

Es muy fácil, sobre todo para quienes no tienen las mejores intenciones, darle a los
textos bíblicos las más disparatadas interpretaciones.

Es suficiente un poco de fantasía para tergiversar la verdad que la Escritura quiere


enseñarnos. Por eso la validez de esta primera regla: siempre que nos fuera posible,
debemos tomar las palabras por lo que son, sin forzarlas a un contenido que el autor
no quiso darles.

Sin embargo es bueno que recordemos que muchos pasajes son oscuros y difíciles de
entender. En las páginas bíblicas nos encontramos a menudo con expresiones y
modismos propios de los idiomas originales, como así también figuras que pretenden
ayudarnos a entender una verdad más profunda, una verdad espiritual. Es necesario
interpretar entonces lo que leemos.

Pero téngase muy presente que el sentido usual y ordinario no equivale siempre al
sentido literal. En otras palabras, el deber de tomar las palabras y frases en su sentido
ordinario y natural, no significa que siempre deben tomarse al “pie” de la letra. Cada
idioma tiene sus modos propios y peculiares de expresión, y tan singulares que si se
traducen al pie de la letra se destruye completamente el sentido real y verdadero.

Consideremos un ejemplo:

Casos de estudio: Gen 6:12, Sal 91:4, Luc: 14:26, 2da. Corintios 10:3; Mateo 8:22

En San Lucas 15: 8 Jesús habla acerca de una mujer que perdió una dracma. Allí el
Maestro nos relata el accionar de aquella mujer en procura encontrar lo que había
perdido. Si bien el relato es sencillo y pudo ser real, la intención de Jesús era
enseñarles a sus oyentes una verdad más profunda.

Aquí la mujer representa al propio Cristo, quien se esmera en sobremanera para


encontrar la moneda extraviada, que representa a cada ser humano que aún no ha
tenido un encuentro con su Salvador y por lo tanto está perdido.

Resumiendo: siempre que sea posible, debemos tomar las palabras en su sentido más
común. Pero eso no significa que siempre sea así- en ocasiones es imprescindible
buscar la interpretación de lo que leemos.

SEGUNDA REGLA-Tomemos las palabras en el sentido que indica la frase.

Muchas, veces la interpretación de lo que leemos está en la frase donde se incluye la


palabra en estudio. Teniendo en cuenta el conjunto de la frase es probable que
logremos comprender lo que se nos quiere enseñar.

Veamos un ejemplo:
La palabra FE tiene un significado primario-confianza. Sin embargo, al estudiar Las
Escrituras podemos encontrarnos con pasajes donde la misma palabra FE puede
significar cosas distintas.

En la carta a los Gálatas, por ejemplo, el apóstol Pablo menciona la palabra (Gal. 1.23)
Leyendo el conjunto de la frase comprendeos que Pablo aquí no se refiere a la
confianza que podamos o no tener, sino la creencia o doctrina que el propio apóstol
predicaba.

Por su parte, al escribirle a los romanos, Pablo utiliza la palabra FE pero con el
significado de una convicción personal en relación a lo que comían (Ro. 14:23).

Por último, el mismo apóstol-hablando en Atenas- usa la misma palabra FE para


hablar de la prueba que Dios dio a la humanidad; la prueba que demostraba que Jesús
era y es el Salvador y el futuro Juez de toda la creación (Hch. 17:31).

Es decir: la misma palabra FE que generalmente recibe el significado de confianza,


puede en las páginas bíblicas denotar creencia, convicción o prueba. La interpretación
correcta la encontraos al aplicar la segunda regla, teniendo en cuenta el conjunto de la
frase.

TERCERA REGLA- Tomemos en cuenta el contexto

En ocasiones no es suficiente que leamos y consideremos la frase. La interpretación


que estamos buscando se encuentra fuera de esa frase y por eso se nos hace
necesaria esta tercera regla que nos guía a estudiar el contexto.

El contexto no es otra cosa que lo que está antes y lo que está después de la frase en
cuestión. O sea, lo que hacemos es ampliar-una vez más- el campo de estudio,
siempre en busca de la comprensión adecuada.

Dentro del contexto podemos encontrar palabras o expresiones aclaratorias a lo que


estamos estudiando. También es posible encontrar palabras sinónimas (semejantes) o
palabras opuestas que nos marquen la interpretación correcta.
Veamos un par de ejemplos:

En su epístola a los efesios, Pablo escribe acerca de un misterio que le fue declarado
(Ef. 3:3). Al leer el contexto podemos llegar a la conclusión de que dicho misterio
muestra la participación que los gentiles (los no judíos) tenían y tienen los beneficios
del Evangelio.

Por otra parte, en Ro. 6:23, el mismo Pablo utiliza palabras opuestas para
enseñarnos lo que Dios no da. El apóstol habla de la paga que es la muerte, mientras
que la dadiva (el regalo) de Dios es la vida eterna, posible en Jesucristo nuestro
Señor.

Romanos: 3:10

ES IMPORTANTE TENER EN CUENTA LA SIGUIENTE ADVERTENCIA:

Las divisiones en capítulos y versículos que tenemos en nuestras Biblias, no fueron


realizadas por los escritores bíblicos.

Dichas divisiones surgieron muchos siglos más tarde para facilitar la lectura y el
estudio de Las Escrituras. Por dicha razón, el contexto de un pasaje que estamos
estudiando no necesariamente lo vamos a encontrar en el mismo capítulo anterior o en
el siguiente.

Ejemplo de esto el llamado capítulo del Amor (1. Co. 13) cuyo contexto incluye todo el
capítulo 12 y además el capítulo 14, donde se nos habla de los dones del Espíritu
Santo y del hablar en lenguas respectivamente. El resumen de este contexto está al
final del capítulo 13: “…el mayor de ellos es el amor”.

Además debemos considerar que a menudo se abren paréntesis en el relato bíblico.


En medio del tratamiento de un determinado tema, se incluyen comentarios sobre
otros asuntos. Dichos comentarios no forman parte del contexto a los efectos de
nuestro estudio.

Un ejemplo de esto lo tenemos en Rom. Los capítulos 9 al 11 son un paréntesis. El


contexto del capítulo 12 está en los versículos del capítulo 8.

CUARTA REGLA- Averigüemos por qué y para quién se escribió.

Cuando hemos agotado los recursos que nos brindan las reglas antes mencionadas,
sin que por ello hayamos alcanzado éxito en nuestro estudio, no debemos
desanimarnos. Aún hay más posibilidades de llegar a la interpretación correcta. Como
todo escrito, también los distintos libros canónicos, tenían al escribirse un cometido
especial y un destinatario en particular. De ahí la necesidad de encontrar el por qué y
él para quien fueron escritos, en primera instancia los pasajes que estudiamos.

Expliquémoslo con un ejemplo: La aparente contradicción que existe entre los


escritos de Pablo y Santiago, en cuanto a la relación entre la fe y las obras como
medio para alcanzar la salvación personal, se explica luego del estudio del cometido y
el destinatario de las distintas epístolas.

Pablo escribe a la iglesia en Roma y expresa que “…el hombre es justificado por fe
sin las obras…” ¿De qué aprovechará si alguno dice que tiene fe y no tiene obras?
¿Podrá la fe salvarle?”(Stgo. 2:14).

Al estudiar la totalidad de ambas cartas, reconocemos que en el caso de Pablo, la


enseñanza apunta a la doctrina de la salvación; el camino que cada ser humano debe
seguir para solucionar su situación con Dios. De ahí que se es “… justificado por fe”.

Mientras tanto, Santiago ataca en su escrito a ciertos elementos que habían


introducido desórdenes en la iglesia, pretendiendo enseñar que lo importante no era lo
que se hacía o se dejaba de hacer con respecto al prójimo. La cuestión era creer,
tener fe. Eso era suficiente. Y la pobreza o necesidad de los demás creyentes no era
un asunto primario del cual preocuparse o por el cual sentirse responsable.

Sin embargo Santiago explica con mucha claridad, que las obras son una
consecuencia directa de la fe que se dice tener en Dios y que “… la fe sin obras es
muerta” (Stgo: 2:26).

Por ende, si no hay obras a favor del prójimo, tampoco puede haber fe. Y si no hay fe,
entonces ninguno puede ser salvo. Remata su argumentación escribiendo que
“Muéstrame tu fe sin obras, y yo te mostraré mi fe por mis obras” (Stgo. 2:18).

Como alguien lo explicó: “Pablo y Santiago defienden el mismo bastión- la salvación


es por fe. Sin embargo lo hacen espalda contra espalda ya que sus enemigos son
distintos y vienen en direcciones opuestas”.
Encontrar entonces por qué y para quien fue escrito un pasaje, puede llevar tiempo y
necesita de un estudio cuidadoso del libro en cuestión. Es posible que sea necesario
leer muchas veces un texto antes de que podamos ver claramente el cometido y el
destinatario de un escrito.

QUINTA REGLA- Tomemos en cuenta los textos paralelos.

Los pasajes paralelos son aquellos que tratan el mismo tema que estamos estudiando.
Textos que hacen referencia el uno al otro, que tienen entre si alguna relación, o tratan
de un modo u otro, un mismo asunto o la misma doctrina. Tener en cuenta estos
textos paralelos es imprescindible si queremos conseguir conocimientos más exactos
en cuanto a una determinada doctrina.

Hay tres tipos distintos de textos paralelos:

Paralelos de palabras

Cuando el conjunto de la frase o el contexto no bastan para explicar una palabra


dudosa, se procura a veces adquirir su verdadero significado consultando otros textos
en que ocurre. El estudio de una misma palabra en diferentes textos Bíblicos nos
puede permitir encontrar la interpretación correcta de lo que estamos estudiando.

Una concordancia bíblica es la herramienta más apropiada para dar rápidamente con
la ubicación de un paralelo de palabra.

ES IMPORTANTE TENER EN CUENTA LA SIGUIENTE ADVERTENCIA:

Los paralelos de palabras siempre deben ser buscados en un orden determinado:

A. Buscar el paralelo en el mismo libro


B. Buscar el paralelo en otros libros del mismo autor
C. Buscar en libros escritos en la misma época
D. Buscar en cualquier libro de la Biblia

La explicación de por qué esto debe ser así es sencilla: muchas palabras varían su
significado de acuerdo al autor o de acuerdo a la época en que fuera escrito el pasaje
bíblico. Siguiendo el orden mencionado, se evita el riesgo de un interpretación errónea
(ejemplo de esto podría ser lo ya visto en cuanto a la palabra obras en las cartas de
Pablo y de Santiago) o la palabra carne

Hechos 2:30, linaje, familia


Rom 2:28, Efesios 2:15 Carne, cuerpo
Rom 7:25,8:9 dejándonos guiar por los sentidos
Ro. 9:3, el judaísmo, ley, linaje
Ro.14:21, Alimento
1 Co. 10:18; Gal. 6:12; Hch. 9:9, 10 leyes (ojo- Fil.3:3-6)
1. Co. 15:39, piel
2 Co 10: 3,4 pues aunque andamos en este cuerpo (carne) no peleamos según
nuestros deseos (carne).
Gálatas 3:27
Paralelos de ideas

Si un texto oscuro sigue sin aclararse debemos buscar narraciones del mismo episodio
o en enseñanzas sobre el mismo tema. Aquí estamos entonces ante un paralelo de
ideas.

Un ejemplo:

Cuando en el nuevo testamento se habla de la Roca, ¿a quién se está refiriendo? ¿Es


Cristo? ¿Es el apóstol Pedro? (Mt. 16:18).

Al estudiar paralelos de ideas, vemos que Jesucristo se presenta a sí mismo como la


piedra fundamental (Mt. 21:42,44).En otro paralelo, mientras tanto, es el propio Pedro
quién escribe: “Acercándonos a él, piedra viva, desechada ciertamente por los
hombres, más para Dios escogida y preciosa” (1 P 2:4) estas palabras de Pedro
refieren al Señor Jesús, como queda claramente expuesto en el versículo 3 del mismo
capítulo.

Luego de un estudio de estos paralelos de ideas nos preguntamos: ¿podemos dudar


de que la Roca del Nuevo testamento es Jesucristo, el Mesías?

Mateo 9:2-8 Jesús sana a un paralitico


Marcos 2:2-12 nos da más detalles, eran cuatros…
Lucas 5:17-26 Lucas nos da aun más detalles….lo que enriquece nuestro
entendimiento.

3- Paralelos de enseñanzas generales

En la Biblia encontramos grandes temas importantes e interesantes. Podríamos


mencionar la naturaleza de Dios, el cielo, los ángeles o el plan de la salvación como
ejemplos.

El estudio de estas enseñanzas generales no se realiza de un día o en una semana.


Más bien se trata del continuo madurar del creyente gracias a su diaria relación con la
palabra de Dios.

Algún ejemplo de enseñanza general:

Dios se nos presenta en determinados textos bíblicos como omnipotente, presente en


todas partes y conocedor de todas las cosas. Otras veces, sin embargo, se escribe de
Dios como de alguien limitado en tiempo y espacio. Es natural entonces que nos
preguntemos: ¿Es esta una contradicción en la Biblia? La respuesta es de ninguna
manera se contradicen estas enseñanzas.

Los últimos pasajes mencionados, los que hablan de un Dios aparentemente


limitado, están allí para que podamos de alguna forma captar la idea de un Dios
personal, preocupado por la suerte de cada individuo en particular. Un Dios que se
“parece” a nosotros.

Pero eso no desecha la otra parte de la enseñanza general: la que muestra a un Dios
todopoderoso, como el soberano del universo, ubicado sobre cualquier limitación a la
que podamos estar expuestos nosotros, los seres humanos.
No olvidemos que Dios- y su santa palabra- siempre se adecuan a las posibilidades
humanas, para que la mujer y el hombre puedan conocer y seguir su voluntad.

Otro ejemplo: Revisar Mateo 27:37; Marcos 15:26; Lucas 23:38 y Juan 19:19
Marcos 16:14; Juan 20:19-24; Mateo 28:16-20;

NATURALEZA DE LAS ESCRITURAS

Una de las razones importantes de interpretar radica en la naturaleza Escrituras


mismas. Está es al mismo tiempo humana y divina. Es la palabra de Dios dada en
palabras humanas dentro de la historia.

.- Cada libro de la Biblia tiene particularidad histórica


.- Está condicionado por el Idioma, el tiempo y la cultura en que fue escrito
originalmente.

Quienes piensan que la Biblia es meramente un libro humano, esta interpretación se


limita a la inquisición histórica. Los que piensan que es solamente un libro de
relevancia eterna, tienden a considerarla como una colección de proposiciones para se
creídas y obsedidas. Si así fuera en que problema estaríamos.

Entendemos que Dios establece proposiciones y mandatos que son verdades y por
supuesto se encuentran en la Biblia, pero no es la manera que Dios escogió para
hablarnos. El decidió hablarnos sus verdades eternas dentro de circunstancias y
sucesos particulares de la historia humana.

Al hablarnos a personas reales dentro de un período de más de 1500 años, fue


expresada en el vocabulario y los patrones del pensamiento de aquellas personas,
condicionadas por su cultura, sus tiempos, y sus circunstancias. Dios decidió utilizar
toda clase de comunicación disponible: historia narrada, genealogías, crónica, toda
clase de leyes, dramas, parábolas y sermones.

FIGURAS RETORICAS:

Figuras Retóricas: Son palabras o grupos de palabras utilizadas para dar énfasis a
una idea o sentimiento. El énfasis deriva de la desviación consciente del hablante o
creador con respecto al sentido literal de una palabra o al orden habitual de esa
palabra o grupo de palabras en el discurso. Dísele del sentido en que se toman las
palabras para que denoten ideas diversas de la que recta y literalmente significan.

Interpretar un texto es tratar de entender lo que dice tal como está escrito en su tiempo
y en su cultura, buscar el sentido que el autor intentó expresar y expresó con palabras
y reflexionar después sobre la verdad de su contenido que me interpela. Con un
lenguaje más preciso, se llama hermenéutica —del verbo griego, ‘ermeneuein,
interpretar, traducir— al conjunto de principios y métodos de interpretación, que nos
permiten entender con exactitud unos textos y sus contextos.

Si la Palabra de Dios se hace semejante al lenguaje humano es para que todos la


entiendan; no debe, pues, permanecer oscura, lejana o desconocida porque no es
superior a nuestras fuerzas, ni está fuera de su alcance, sino que está bien cerca de
nosotros, está en nuestra boca y en nuestro corazón para que la pongamos en
práctica». Esta es, en verdad, la meta de toda de la interpretación de la Biblia.

Ahora bien, si no queremos reducir la Escritura a letra muerta, se ha de leer e


interpretar con el mismo Espíritu con que fue escrita. La docilidad al Espíritu Santo
es el prólogo de toda correcta disposición del intérprete humano, porque para hacer
una lectura plenamente válida de las palabras inspiradas, es precisa la guía y ayuda
del Espíritu.

La Iglesia instruida por el Espíritu Santo, trata de acercarse cada vez más a una mayor
comprensión de las Sagradas Escrituras, para poder alimentar siempre a sus hijos con
las enseñanzas divinas.

La Biblia, es una obra literaria expresada en formas ricas de escritura y con una
variedad de estilos literarios. Una figura literaria es una expresión, frase o palabra
dicha en manera figurada más que en sentido literal, por lo tanto nunca sirve como
fundamento para una doctrina bíblica.

La función de las figuras retóricas es de ilustrarnos verdades:

.- La metáfora: Esta figura aplica la semejanza entre dos objetos o hechos,


caracterizándose el uno con lo que es propio del otro.

.- La prosopopeya; cuando se personifican cosas inanimadas, atribuyéndoseles


los hechos o acciones a personas.

.- La alegoría: Es una figura que contiene varias metáforas unidas,


representando cada una de ellas realidades que le corresponden. Ejemplo cuando
Jesús dice Yo soy el Pan de Vida que ha descendido del cielo; si alguno comiere de
este pan, vivirá para siempre…

.- El tipo: Es un tipo de metáfora y se encuentras en el Antiguo Testamento, no


son solo palabras, sino hechos, personas y objetos que designan semejantes hechos,
personas y objetivos en el porvenir.

.- La parábola: Es una especie de alegoría, presentada bajo la forma de una


narración, relatando hechos naturales o acontecimientos posibles, con el objeto de
declarar o ilustrar una verdad importante.

.- El símil Significa parecido o semejante a otro, es decir una figura que


compara una cosa con otro para dar idea viva y eficaz de una de ellas.

.- Proverbios: Son dichos comunes o adagios, se ha definido como una


afirmación extraordinaria o paradójica.

.- Paradoja: Una idea extraña, opuesto a lo que se considera verdadero o a la


opinión general. Entre otras.

Por otra parte, es algo común referirse al sentido "alegórico" de la Sagrada Escritura.
Antiguamente, este término tenía un significado más amplio que el actual y se refería a
cualquier otro sentido que no fuera el "literal". En tal caso, el sentido "alegórico"
correspondería al "típico", "figurativo" o "cristológico". En la actualidad, por alegórico se
entiende más bien todo lo que es "simbólico". Esto supuesto, es evidente que la
Escritura está llena de "alegorías" que, con frecuencia, pertenecen al sentido "literal".
Pensemos en las parábolas y demás expresiones simbólicas tan comunes en el
lenguaje oriental.

Que alguien diga, por ejemplo, "Estoy muerto de cansancio" es una figura literaria que
en realidad significa que tal persona está extremadamente cansada y no que
literalmente se haya caído muerta de cansancio. El intérprete, por ende, al estudiar las
Escrituras, debe siempre tomar en cuenta cuándo un pensamiento expresa un sentido
literal y cuándo uno figurado.

A continuación definimos cada una de las figura retóricas con sus respectivos
ejemplos.

LA METÁFORA

La metáfora tiene por base una semejanza que existe entre dos objetos o compara
implícitamente una cosa con otra. Esta es una de las figuras retóricas más comunes
tanto en La Biblia como en la literatura en general. Por ello es que encontramos
muchos ejemplos en las páginas bíblicas.

Ejemplo: La lámpara del cuerpo; aquí se está refiriendo al ojo, el cachorro de león, es
Judá.

De la misma manera funcionan otras metáforas bíblicas tales como "Yo soy el pan
vivo" (Jn 6:51); "Vosotros sois la luz del mundo" (Mat 5:14) y "Tu eres mi roca y
fortaleza" (Sal 71:3); la Palabra, se refiere también a la espada del Espíritu; Salmo
84:11; Juan 15:1; Mateo 6:22; Salmo 71:3. 

LA SINÉCDOQUE

En ésta figura se utiliza la parte de algo para hablar del todo, o viceversa (el conjunto
para referirse en realidad sólo a una parte del mismo). O designa una cosa con el
nombre de una de sus partes, o viceversa, ej.- la ley, se refiere también al Pentateuco.

Ejemplo: Salmo 16:9 y Rom: 12:1

El salmista pone la parte por el todo al decir: "Mi carne reposará segura", queriendo
decir: mi ser, mi todo, reposará seguro. Cuando Pablo exhorta que presentemos
nuestros cuerpos en sacrificio vivo, santo, está tomando la parte por el todo, queriendo
decir que debemos presentar toda nuestra vida y nuestro ser entero en sacrificio vivo.

Alegoría - Esta consta de varias metáforas unidas, representando cada una de ellas
realidades correspondientes. Por ejemplo: Jesús hace una expresión alegórica al
decir: "Yo soy el pan vivo que ha descendido del cielo". Si alguno comiere de este pan
vivirá para siempre y el pan que yo daré es mi carne. El que come mi carne y bebe mi
sangre, tiene vida eterna... La expresión de esta alegoría que empieza en Juan 6:50 y
termina en el versículo 65 tiene su explicación en el mismo pasaje y especialmente en
los versículos 47, 63-65 y 68.

Otra alegoría la encontramos en el salmo 80:8

LA METONIMIA

Para definir la metonimia, digamos que se pone la causa por el efecto, o la señal o
símbolo por la realidad que indica el símbolo.

Ejemplo: Cuando Jesús le dice a pedro “Si no te lavare, no tendrá parte conmigo” La
realidad aquí es la de purificar el alma. Juan 13:8.
Cuando Juan dice: "La sangre de Jesucristo, su Hijo, nos limpia de todo pecado", está
tomando el símbolo por la realidad queriendo decir: La muerte expiatoria es la única
cosa eficaz para satisfacer por el pecado y para limpiar al hombre mismo.

I Juan 1:7.

LA PROSOPOPEYA O PERSONIFICACIÓN

La prosopopeya se usa para personificar las cosas inanimadas, atribuyéndoseles los


hechos o acciones de las personas. Y de acuerdo a éste último nombre, la definición
es que en la prosopopeya se personifican objetos dándoles cualidades propias de los
seres humanos.

Ejemplo: Salmo 85: 10-11; donde dice que el amor y la verdad se encontrarán… aquí
se está refiriendo a las abundantes bendiciones del reinado del Mesías.

1ra. Cor. 15:55 Donde el aposto Pablo habla de la muerte como una persona “Donde
está oh muerte tu aguijón”..

Otro ejemplo, podrá encontrar uno en: I Pedro 4:8; Salmo 85:10,11; Lucas 19:40; Juan
3:8.

Parábola - Es una historia o relato terrenal con un significado celestial o espiritual. Este
fue un método favorito usado por el Señor para presentar las grandes verdades del
Evangelio. En algunos casos en el mismo pasaje está explicada la parábola. Para
interpretar una parábola debe buscarse el objeto o el incidente que la motivó, esto
puede ser la clave para entenderla. Al hacerse la interpretación deben tomarse en
cuenta los rasgos principales solamente, pues, los rasgos de menos importancia son
adornos para completar el cuadro.

Ejemplo: En Lucas 18:1-7. Donde Jesús nos insta a orar aunque no tengamos la
respuesta inmediata; El hijo prodigo, la Parábola del Rico y Lázaro,

EL APÓSTROFE

El apóstrofe es muy similar a la prosopopeya o personificación. Esta procede del latín


apostrophe. La gran diferencia es que en el apóstrofe se le dan cualidades humanas a
personas que no están presentes o que incluso ya han muerto.

Ejemplo: Salmo 114: 5-8 ¿Qué tuviste, oh mar, que huiste? Y a ti Jordán que te
volvisteis atrás?.. aquí se le están dando cualidades humanas al mar.

Veamos otro ejemplo en La Biblia. David, al enterarse de la muerte de su hijo


Absalón, exclama: "Hijo mío, Absalón, hijo mío... quién me diera que muriera yo en tu
lugar..." (2 Sam 18:33). El rey David le está dando la cualidad humana de oír a una
persona que ni estaba presente ni estaba en vida.

Se encuentran otros ejemplos en: I Corintios 15:55; Jeremías 47:6; Deuteronomio


32:1; Jueces 5:2,3; Mateo 23:37.

LA IRONÍA

Afirma un sentido contrario a lo que se quiere decir.


"...Elías se burlaba de ellos diciendo: gritad en alta voz, porque dios es"…, 1 Re 18-27.

La ironía sea la más sencilla de entender, por la sencilla razón de que es una figura
que nosotros utilizamos a menudo cuando hablamos. En la ironía decimos una cosa
pero queremos en realidad decir lo contrario. Por ejemplo: tu podrías decir "¡Qué
fáciles que son las figuras retóricas" cuando en realidad lo que quieres expresar es
todo lo contrario - que el estudio de las mismas es algo difícil.

Pablo escribe sobre "...aquellos grandes apóstoles" (2 Cor 11:5) refiriéndose a quienes
en Corinto enseñaban falsas doctrinas. Lo que el apóstol pretende con sus palabras,
no es alabar la actitud y las enseñanzas de aquellos personajes, sino que muy por el
contrario, pretende desacreditarlos, haciendo uso de una ironía.

En JOB 12:2, Cuando le dice a sus amigos “Vosotros sois Pueblo y con vosotros
morirá la sabiduría, lo que realmente quería decirles es que ellos estaban muy lejos de
ser sabios.

Encontramos otras Ironías en: I Reyes 18:27, II Corintios 11:5, I Samuel 26:15, I
Corintios 4:8, I Reyes 22:15, Juan 19:3.

LA PARADOJA

Esta figura retórica implica una afirmación contraria a la opinión común. Es una
declaración opuesta a la opinión común, una afirmación contraria a todas las
apariencias.

“Mirad y guardaos de la levadura de los Fariseos y de los Saduceos” (Mateo 16:16),


los discípulos pensaban que referían al pan que se les había olvidado, Jesús se
refería a las malas doctrinas y la hipocresía de los fariseos.

Cuando el maestro dice “Dejad que los muertos entierren a sus muertos” Mateo 8:22,
era una respuesta para que comprendieran lo que era realmente seguir al Señor.

El Maestro dijo; "... es más fácil pasar un camello por el ojo de una aguja, que entrar
un rico en el reino de Dios" (Mat 19:24).

Otros ejemplos de paradojas: MATEO 18:3; LUCAS 9:60; LUCAS 14:26; LUCAS
18:25; II CORINTIOS 12:10; JUAN 12:25.

LA HIPÉRBOLE

Cuando una cosa es presentada mucho más grande o más pequeña de lo que
realmente es, para presentarla más viva a la imaginación, entonces, se ha usado la
hipérbole.

Fue el lenguaje que usaron los espías a su regreso de la tierra prometida: "Vimos allí
gigantes - y éramos nosotros a nuestro parecer, como langostas...las ciudades son
grandes y amuralladas hasta el cielo". Ese lenguaje es el que usamos nosotros en la
conversación diaria al decir, por ejemplo: "Te lo he dicho mil veces," o "Ya todo el
mundo lo sabe"; expresiones en las que se aumenta la cantidad para dar fuerza a la
expresión. También se dice: "Espérame un segundo", queriendo decir un rato. Aquí se
habla de la cosa disminuyendo su valor con el mismo propósito
Otros ejemplos se encuentran en: Deuteronomio 1:28; Números 13:33; Juan 21:25; II
Crónicas 28:4; Mateo 7:3 (dos metáforas y una hipérbole).

LA ALEGORIA

Es la figura retórica que generalmente consta de varías metáforas unidas,


presentando cada una de ellas realidades correspondientes.

EL mejor ejemplo lo vemos cuando Jesús dice que El es el pan de vida…

Otro ejemplo lo tenemos en Isaías 5:1-7 “Voy a decirles lo que haré con mi viña…”
esta presenta a un pueblo (Israel) bajo la figura de la viña en un lugar fértil, que a
pesar de los cuidados no da más que uvas silvestres.

LA FÁBULA

Es una figura retórica en la cual se presenta un hecho mediante la personificación de


animales o cosas. Por ejemplo: En II Reyes 14:9, dice: "El cardillo que está en el
Líbano envió a decir al cedro que está en el Líbano: da tu hija por mujer a mi hijo."
Aquí aparecen hablando estos dos árboles tomando el sitio o representando a los dos
reyes de Israel y Judá. Otra fábula nos presenta Jotan en Jueces 9:8-15 relatando
como los árboles eligieron al escaramjo por rey sobre todos; con cuya fábula hace
comprender a los que habían elegido por rey a Abimelec las consecuencias funestas
que les vendrían.

EL ENIGMA

El Enigma es un tipo de alegoría, también es una adivinanza, porque su solución es


difícil y abstracta. En el caso de los enigmas bíblicos se cumple siempre una regla: la
solución de esa adivinanza está en las propias páginas de La Biblia; La solución
correcta está en La Biblia, y por lo tanto, no hay lugar para interpretaciones basadas
en fantasías personales.

Ejemplo: Sansón acostumbraba utilizar enigmas cuando les hablaba a los filisteos. Un
ejemplo de esto se encuentra en Jueces 14:14 donde leemos: "Del devorador salió la
comida, y del fuerte salió dulzura". La solución a esa adivinanza está unos versículos
más adelante: "¿Qué cosa más dulce que la miel? ¿Y qué cosa más fuerte que el
león?" (vers 18).

Otro ejemplo lo hallamos en Proverbios 30:24 “Cuatro cosas son de las más pequeña
que la tierra y las mismas son más sabias que los sabios”… más adelante está la
respuesta (la hormiga)

EL TIPO

Es una clase de metáfora que no consiste meramente en palabras, sino en hechos,


personas u objetos que designan semejantes hechos, personas u objetos en el
porvenir, esta figura ilustra verdades espirituales muy importantes y pilares de las
doctrina del cristianismo. “Son sombras de los bienes venideros”

Ejemplo: Veamos primeramente cuatro ejemplos de la figura retórica tipo:

En Éxodos vemos el tabernáculo como tipo de Cristo.


La figura del Sumo Sacerdote que prefiguraba a Jesús, por el único mediador entre
Dios y los hombres.

En Números 21:9 leemos acerca de la serpiente de bronce que levantó Moisés en el


desierto. Este es un tipo, ya que apunta a lo que Cristo haría en el futuro por toda la
humanidad al ser clavado en la cruz (Juan 3:14).

En el libro de Jonás encontramos la historia de este profeta. onás estuvo en el vientre


del pez tres días y tres noches (Jon 1:17). Este es también un tipo que apunta hacia
Cristo y su tiempo en la tumba (Mat 12:40).

La figura retórica tipo solamente se puede encontrar en el Antiguo Testamento. ¡No


hay tipos en el Nuevo Testamento! Lo que sí encontramos allí (y es más, tiene que
estar allí) es el antitipo, o sea el cumplimiento de la figura retórica tipo.

EL SÍMBOLO

Es una imagen o un objeto que representa otra cosa. Apoc. 1:20. Tiene diferentes
significados. Se interpreta a la luz del contexto y cultura. Además, tiene límite de
tiempo.

También es una especie de tipo por el cual se representa alguna cosa o algún hecho
por medio de otra cosa o hecho familiar que se considera a prepósito para servir de
semejanza o representación.

Ejemplos:

León – Representa al Rey de los animales a Jesús se le llama el Rey de toda la


creación

Llaves - Representa autoridad


Azufre - Símbolo de tormento
Aceite - Ceremonial para indicar la presencia del Espíritu Santo en un acto
(simbologíco)
Águila - Representa el poder y la vida penetrante (Dt 32:11)
Ancla - Representa la esperanza (Heb 6:19)
Bosque - Símbolo de ciudad o reino (Is 10:18)
Bestia - Símbolo de un poder tirano (Dan. 7: 3)
Cedro - La fuerza y la perpetuidad (Sal 104:16)
Esmeralda - Representa, al igual que el ancla, la esperanza
Lepra - En La Biblia es símbolo de pecado asqueroso (Is 1:6)
Lirio - Símbolo de hermosura y pureza
Lluvia - La influencia divina (Stgo 5:7)
Sangre - Símbolo de la vida (Gén 9:4)
Zorra - Representa el engaño, la astucia (Luc 13:32)

LA PARABOLA

Es una especie de alegoría presentada bajo la forma de una narración, relatando


hechos naturales o acontecimientos posibles, siempre con el objeto de declarar o
ilustrar una o varias verdades; Jesús utilizó en los evangelios esta figura retórica, casi
siempre hablaba a los discípulos en forma de parábolas.

Ejemplo:
.- La parábola del sembrador (Mateo 13: 3-8
- El fariseo y el publicano (Luc. 18: 10-14

EL SÍMIL

Compara una cosa con otra usando los términos: así como, tal, parece a, semejante a,
etc., La palabra símil, procede de la palabra latina “similis” que significa semejante o
parecido a otro.

Ejemplo: Los que confían en Jehová son como el monte de Sión", Salmo 125-

Como el padre se compadece de los hijos, se compadece Jehová de los que le


temen:

“Como son más altos los cielos que la tierra así son mis caminos más altos que
vuestros caminos, y mis pensamientos más que vuestros pensamientos (Isaías 55:9).

Otro ejemplo, ahora de Jeremías 23:29: "¿No es mi palabra como fuego, dice
Jehová?". En este caso, donde la palabra "como" aparece en el medio de la frase, la
comparación es evidente.

LA INTERROGACIÓN

Esta palabra procede de un vocablo latino que significa pregunta, esta es una figura
retórica cuando la respuesta está en la pregunta.

Ejemplo: También en Las Escrituras, por supuesto, encontramos la interrogación. En


el libro del Génesis, 18:25, por ejemplo, Abraham pregunta: "El juez de toda la tierra,
¿no ha de hacer lo que es justo?". En esta interrogación se desprende la respuesta y
es que sí

Y Jesús dijo Judas ¿Con un beso entregas al Hijo del Hombre? Lucas 22:48

Job tiene muchas interrogaciones (Job: 20:4-5)

LA ANTÍTESIS

Esta palabra proviene de la palabra latina Antithesis y en el griego significa colocar


una cosa contra la otra. EL diccionario la define como figura que consiste en contra
poner una frase o una palabra a otra de contraria significación. Esta figura es muy
efectiva y su utilización es frecuente en La Biblia.

Ejemplo: “Mira, yo he puesto delante de ti la vida y el bien, la muerte y el mal" (30:15).


Como en todos los casos de antítesis, tenemos un contraste o antítesis doble.

En Mateo, capítulo 7, encontramos un ejemplo: “... porque ancha es la puerta, y


espaciosos el camino que lleva a la perdición... porque estrecha es la puerta, y
angosto el camino que lleva a la vida..."

Romanos 6:23. Pablo contrasta “muerte” con “vida eterna “ y la paga del pecado con
la “dádiva de Dios”.

LA GRADACIÓN
También conocida como clímax, la gradación procede del latín clímax y este del
griego Klimax que significa escala. El diccionario la define como “juntar palabras en
o grases que, con respecto a su significación, vayan como ascendiendo o
descendiendo por grados, de modo que cada una de ellas exprese algo más o
menos que la anterior.

Ejemplo: Romanos 8, a partir del versículo 15 leemos: "Pues no habéis recibido el


espíritu de esclavitud... sino que habéis recibido el espíritu de adopción... somos hijos
de Dios... también herederos... y coherederos con Cristo..."

Otro ejemplo es en Quien nos separará del amor de Cristo?

PROVERBIO

Es un dicho común o adagio que contiene una enseñanza, cuyo fin es hacer de mi
una mejor persona. También se ha definido como una afirmación extraordinaria y
paradójica. Estos en el Antiguo Testamento están redactados en su mayor parte en
forma poética.

Ejemplo:

“Para entender sabiduría y doctrina..” Proverbios 1: 2-6


“El perro se volvió a su vómito 2da. Pedro 2:22
Médico cúrate a ti mismo (Lucas 4:23)
Nadie es profeta en su propia tierra (marcos 6:4)

ACROSTICOS

Esta palabra procede de dos vocablos griegos que significan extremidad o verso,
tenemos varios ejemplos en el Antiguo Testamento.

Ejemplo: Salmos 119, 111 y 112

HEBRAISMOS

Se entiende por hebraísmos aquellas características peculiares del idioma hebreo en


que fue escrito el Antiguo Testamento.

.- La costumbre de los hebreos llamar a la persona hijo de la cosa que más le


caracterizaba, de modo que al pacífico y bien dispuesto se le llamaba Hijo de Paz al
iluminado o entendido, Hijo de Luz; a los desobedientes, Hijos de Desobediencia.

.- Las palabras "amar" y "aborrecer" se usaban para expresar preferencia de una


cosa a otra, por ejemplo: "A Jacob amé, mas a Esaú aborrecí" debe entenderse:
"Preferí a Jacob en lugar de Esaú".

.- Con frecuencia usaban los judíos el nombre de los padres para designar a los
descendientes. Decían: "Maldito sea Canaán", por decir, "Malditos sean los
descendientes de Canaán".

.- La palabra hijo se usaba como en otros idiomas, para designar un


descendiente más o menos remoto. Así es que los sacerdotes, por ejemplo, se
llamaban Hijos de Leví.
¿Qué significa el término “hermenéutica”?

¿Por qué debe ser nuestro gran deseo interpretar la Palabra de Dios correctamente?

¿Tiene alguien que ser salvo antes de poder verdaderamente entender y aplicar la
Palabra de Dios? ¿Por qué o por qué no? Comprueba tus respuestas usando las
Escrituras.

¿Cuál es la regla primera y más importante de interpretar las Escrituras?

¿Deben las Escrituras ser siempre interpretadas literalmente? ¿Qué debemos hacer
cuando encontremos una figura retórica?

¿Cuántas interpretaciones tienen cada pasaje de Escritura? ¿Cuántas aplicaciones


tienen cada pasaje de Escritura?

¿Cuál es el peligro de tratar de interpretar las Escrituras solamente a la luz de


nuestras culturas y costumbres modernas?

Aparte del Espíritu Santo, ¿cuál es el único interprete infalible de las Escrituras?

¿Qué debemos hacer cuando encontremos pasajes difíciles y obscuros que nos
confunden?

¿Puedes dar otros ejemplos de veces cuando escuchaste a alguien usar las parábolas
de Jesús para enseñar algo que no fueron diseñadas a enseñar?

Defina y de ejemplo de las siguientes figuras retoricas.

LA METONIMIA

LA SINÉCDOQUE

EL APÓSTROFE

LA IRONÍA

LA FÁBULA

EL ENIGMA

LA INTERROGACIÓN

LA ANTÍTESIS
Ejemplos prácticos del contexto inmediato.
1.-Juan 14:18. ¿A qué se refiere Cristo cuando dice: Yo vendré a vosotros?

Contexto inmediato: Juan 14: 15-17; Juan 14: 19-26. Por la lectura del contexto
inmediato concluimos que Jesús se está refiriendo a su venida en la persona del
Espíritu Santo para morar en el corazón del creyente.

2.-Juan 20:8. ¿Qué fue lo que creyó el discípulo cuando fue al sepulcro donde Jesús
fue puesto?

Contexto inmediato: Juan 20:1-7; 20:9-10. Por la lectura del contexto concluimos que
lo que creyó el discípulo fue que el cuerpo de Jesús había sido robado.

3.- 1 Tes. 5:2. ¿Para quienes será la venida del Señor como ladrón en la noche?

Contexto inmediato: 1 Tesalonicenses 4:13-5:1; 5:3-5. Por el contexto inmediato nos


damos cuenta que la venida del Señor será como ladrón en la noche para los impíos,
pues para estos vendrá destrucción repentina, no así para los creyentes que son hijos
de luz y del día.

4.-Hebreos 12:1. ¿Cuál es la grande nube de testigos que tenemos a nuestro


derredor?

Contexto inmediato: Hebreos 11 (todo el capítulo). La grande nube de testigos está


integrada por los héroes de la fe a que hace referencia el capítulo 11.

5.-Génesis 35:2. ¿Fueron idólatras los hijos de Jacob?

Contexto inmediato: Génesis 34: 17-31. No, sino que ellos habían venido robando los
ídolos entre las otras cosas. (No fueron idólatras pero sí ladrones).

6.-1Corintios 15:19. ¿Puede ser el cristiano digno de lástima?.

Contexto inmediato 1 de Corintios 15:13-20, No somos dignos de lástima porque


Cristo sí resucitó.

7.-Filipenses 2:12 ¿El cristiano tiene la salvación por sus propios esfuerzos?.

Contexto inmediato: Filipenses 2:13-15. No, es Dios el que hace la obra en el


cristiano.

8.-1 Corintios 2:9 ¿Cuándo conoceremos esas cosas nunca antes vistas ni oídas?.

Contexto inmediato: 1 Corintios 2:6-10. Ahora por medio del Espíritu Santo nos han
sido reveladas.

9.- Josué 24:15 ¿Se refiere éste versículo a que tenemos que escoger entre el
mundo y Dios?.

Contexto inmediato: Josué 24:14-16. Se trata de escoger entre Dios Jehová y los
dioses falsos.
Ejemplos prácticos del contexto remoto

1.- Números 25:2. ¿Cuál fue la causa por la que Israel comió y se inclinó entre los
dioses de Moab?

Contexto remoto: Números 31:16; Apocalipsis 2:14. El contexto distante señala que
fue el profeta Balaam el que aconsejó al rey Balac que incite a los israelitas a fornicar
con las hijas de Moab e inclinarse ante sus dioses paganos.
2.-Génesis 18:20-25. ¿Por qué Abrahán intercedió únicamente por Sodoma y no por
las otras ciudades de la llanura?

Contexto remoto: Génesis 13:12; 14:12 ; 2 Pedro 2:6-7 El contexto distante señala
que en Sodoma vivía Lot, sobrino de Abrahán, entonces esta era la razón por la que
Abraham intercedió sólo por esa ciudad.

3.- Juan 21:15. ¿Por qué el Señor dijo a Pedro: Me amas más que éstos?

Contexto remoto: Mateo 26: 30-35; Marcos 14: 66-71. Por este contexto conocemos
que Pedro había negado en forma cobarde a su Maestro Jesús, a pesar de haber
dicho en presencia de sus compañeros que lo amaba más que todos ellos al decir que
estaba listo hasta morir por su Señor, y que nunca se iba a escandalizar de El.
Entonces, Jesús tiene razón para preguntarle a Pedro: )Me amas más que éstos?.

4.-Juan 7: 23 ¿Cuál fue el hombre que Jesús sanó completamente en el día de


reposo?.

Contexto remoto: Juan 5: 5-9. La lectura de este contexto señala que el fue el
paralítico del estanque de Bethesda.

5.- Jueces 5:8. ¿Por qué el pueblo de Dios no tenía armas?

Contexto remoto: Jueces 3:16, 31. La respuesta es 1 Samuel 13: 19-22. Porque los
filisteos se lo habían prohibido.

6.- Mateo 27:37. ¿Qué decía el letrero sobre la cruz del Señor?. Aparentemente los
evangelistas no están de acuerdo en esto.

Contexto remoto: Cada uno de los evangelistas escribió de acuerdo a su propio


énfasis y estilo.

Mateo 27: 37 ESTE ES EL REY DE LOS JUDÍOS


Marcos 15: 26 EL REY DE LOS JUDÍOS
Lucas 23: 38 ESTE ES EL REY DE LOS JUDÍOS
Juan 19: 19 JESÚS NAZARENO, REY DE LOS JUDÍOS

Al considerar en conjunto cada relato tenemos la solución.

Respuesta: ESTE ES JESÚS NAZARENO EL REY DE LOS JUDÍO

7.- Lucas 8 : 26-26 --> Lucas 8: 26-28. ¿Cuántos endemoniados eran?

Contexto remoto : Mateo 8:28. Eran dos endemoniados.

8.- 2 Reyes 21 :1-18. ¿Se condenó Manasés?


Contexto remoto : 2 Crónicas 33:9-13. Se salvó, porque se arrepintió.

9.- Romanos 9:13 ¿Por qué Dios amo a Jacob y Aborreció a Esaú?

Contexto remoto: Génesis 25: 19-26 Debido a la Presciencia de Dios.

10.-2 Samuel 1: 8-16 ¿Cómo murió Saúl?

Contexto Remoto: 1Cró. 10:1-6. Hay que tomar en cuenta dos aspectos:

a.- El énfasis en la frase: "así murió Saúl" 1Cró. 10:6-13, 1Sam. 31:6

b.- Una nota histórica: originalmente 1 y 2 de Samuel constituían un solo rollo por lo
tanto la narración de la muerte de Saúl quedaba junto a las declaraciones del
Amalecita; Esto hacía resaltar la mentira del último.

11.-Mateo 10:18. ¿Constituye Pedro el fundamento de la iglesia como pretende el


dogma oficial de la Religión Católica?

a.- La interpretación que usa la institución católica romana (la dogmática) en el primer
concilio Vaticano en el año 1870 diciendo que se refería a Pedro quien sería el primer
papa.

b.- Una segunda interpretación de San Juan Crisóstomo, dijo sobre la fe de la


confesión de Pedro, que la roca era la palabra de Pedro.

c.- San Agustín da una tercera interpretación diciendo que la roca era Cristo.

Contexto remoto: Mateo 21:42-44; 1 Pedro 2:4,8; Efesios 2:20; 1 Corintios 3:10,11. El
fundamento o roca de la iglesia es Cristo

También podría gustarte