Está en la página 1de 6

10 Famosos Judíos Creyentes en Yeshua

10 Famosos Judíos Creyentes en Yeshua

Under: Jalutzim/By: BESH 2

judaismoyeshua

Hemos escuchados de parte de algunos detractores del movimiento judío mesiánico el argumento de
que los judíos que creen en Yeshua nunca mantuvieron raíces fuertes con su judaísmo o que eran
“ignorantes” en cuanto a la vida y práctica judía. No podemos negar que gran parte de las personas que
conforman el movimiento judío mesiánico vienen de contextos laicos. Sin embargo muchos de los
miembros de nuestra comunidad y que compartieron nuestra fe en la historia han sido rabinos
prominentes de las comunidades judías, mantuvieron su orgullo por ser parte del pueblo judío y en
muchos casos se mantuvieron enseñando en sus sinagogas incluyendo las enseñanzas de nuestro Mesías
Yeshua.

1474- 1544 Rabino Alfonso de Zamora – Fue un rabino que públicamente declaró su fe en el Mesías
Yeshua en 1506. Trabajando con Paul Nuñez Coronel y Alfonso d’Alcalá, otros dos judíos creyentes
ayudó a desarrollar un importante trabajo en varios idiomas, gracias a sus altos conocimientos en
hebreo, arameo, caldeo y otras lenguas conocido como la Bibila Poliglota. También escribió sobre
gramática hebrea, un diccionario hebreo, un diccionario del Antiguo Testamento y un tratado sobre
escritura hebrea.

1798-1860 Isaac da Costa -Autor y defensor de las juderías europeas, Isaac da Costa, su esposa Hannah
Belmonte y su amigo Abraham Capadose vinieron a la fe en Yeshua en Holanda. Da Costa se convirtió en
uno de los principales Poetas de Holanda y Capadose en uno de los principales médicos del país. El libro
de Da Costa, titulado “Acusaciones contra el Espíritu del Siglo”, ataca el materialismo racionalista que
está comenzando a dominar en Holanda y demanda que el Mesías debe ser el centro de la vida nacional.
Da Costa escribió frecuentemente sobre El Mesías y sobre su herencia judía: “en medio del desprecio y
la aversión del mundo por el adjetivo de judío yo estoy honrado en serlo”. La Enciclopedia Judía
comenta a cerca de él: “su carácter, no menos que su genio”, era respetado por sus contemporáneos. Al
final de su vida solo sintió respeto y amor por sus “antiguos” correligionarios. Su vida fue un ejemplo de
fe en el Mesías y de amor a su identidad judía.

1800 – 1886 Joachim Raphael Biesenthal – Un judío creyente que da inicio a 37 años de ministerio
dentro de la comunidad judía de Alemania. Utilizó sus conociminetos ganados en las academias
talmúdicas y al mismo tiempo haber alcanzado un doctorado en la Universidad de Berlin, para escribir
comentarios de muchos libros del Brit Jadashah, así como una Historia de la Iglesia Cristiana que
muestra el fuerte judaísmo practicado por la iglesia primitiva.

En 1840, cuando ocho judíos en Damasco fueron acusados de matar a un monje. Algunos judíos fueron
asesinados, otros torturados y obligados a convertirse al islam. Biesenthal bajo el nombre de “Karl Ignaz
Corve,” defendió a los Judios en su interesante obra “Sobre el origen de las acusaciones formuladas
contra la celebración de la Pascua de los Judios, y del ritual judío en relación con el uso de la sangre”,
Berlín, 1840.

1825-1889 Alfred Edersheim –Académico bíblico que culminó en 7 años la obra titulada “La Vida y los
Tiempos de Jesus el Mesías”, el cual se ha convertido en referencia académica en muchos idiomas hasta
hoy. Nacido en Austria, estudio Torá y Talmud en la escuela hebrea, sirvió como ministro en Escocia y
como profesor en Londres. Cuatro de los libros mas importantes en cuanto a Teología Bíblica son de su
autoría.


1837 – 1899 Joseph Rabinowitz –Abogado y Académico Talmúdico, de linaje jasidico su padre era David,
hijo de Efraín, hijo del rabino Wolf, de Orgeieff, en Besarabia. A los seis años de edad podía recitar todo
el Cantar de los Cantares. Vino a la fe en El Mesías Yeshua en 1885, y a través de sus escritos y estudios
influenció a muchos judíos rusos para ser llamados “hijos del nuevo pacto”. Elaboró una lista de doce
artículos de Fe, partiendo de la idea de los trece principios de Fe de Maimónides, pero proclamando a
Yeshua como El Mesías. El fundó una de las primeras congregaciones judías mesiánicas.

“Pero ahora el tiempo de los gentiles se ha cumplido (Lucas 21:24), por lo que nosotros, los
descendientes de Abraham, todos pueden venir y ser bendecidos por la fe en el Señor Jesús, el Mesías
…. Así, la totalidad de Israel comparte en la salvación eterna, y Jerusalén, nuestra ciudad santa, y el
trono de David se levantarán una vez más y perduran para siempre (cf. Rom. 11) “.

1892 – 1937 Leopold Cohn – Rabino húngaro, viene a la fe en Yeshua. Una comunidad judía indignada
lo obliga a huir para luego establecerse en Escocia donde estudia en la Escuela de Divinidad de Escocia.
Emigra a Los Estados Unidos con su familia y comienza celebrar reuniones en un barrio de mucha
influencia judía en Brooklyn donde enseña que Yeshua es el Mesías judío. Mas tarde abre una clínica
médica y una cocina Kosher para servir gratuitamente a la familias pobres de la comunidad judía. Su
trabajo de divulgación se convirtió en lo que es hoy la organización internacional “Chosen People
Ministries”


1824 – 1908 Isaac Lichtenstein –El gran Rabino de Hungría para 1908, Isaac Lichtenstein muere dejando
una cantidad de escritos explicando como el leyó una copia del Brit Jadasháh después de 40 años de
trabajo como rabino en Hungría y cuan impresionado estaba por “La grandeza, el poder y la gloria en
este libro, antiguamente betado por mi. Todo se vió tan nuevo para mi y sin embargo me hizo bien
como la visión de un viejo amigo… Yo pensaba en el Brit Jadashah como algo impuro, una fuente orgullo,
egoismo, odio y la peor clase de violencia, pero a medida que lo abrí me sentó peculiarmente
maravillado y tomado por una súbita gloria, una luz que iluminó mi alma. Yo buscaba espinas y encontré
rosas; descubrí perlas en vez de piedras; en vez de odio, amor; en vez de venganza , perdón; en vez de
esclavitud, libertad.”

Una carta a su hijo, un doctor, relata que “Desde cada linea del Brit Jadasháh (Nuevo testamento), desde
cada palabra, el espíritu judío hacía fluir luz, vida, poder, resistencia, fe, esperanza, amor, misericordia,
fe sin límite e indestructible en Di-s”.

Otros, odiando la idea de un antiguo rabino convirtiéndose en “renegado” lo atacaban. Su respuesta:


“Yo he sido un honorable rabino por un espacio de 40 años, y ahora, en mi vejez, he sido tratado por mis
amigos como un poseído por espíritus diabólicos y por mis enemigos como un paria. Me he convertido
en la burla de muchos que me señalan con el dedo. Pero mientras viva yo estaré en mi torre, y aunque
puede que esté solo, estaré escuchando las palabras de Di-s.

1844- 1930 Jajam Ephraim ben Joseph – Su padre fue rabino en la ciudad de Tiberias, un hombre de
liderazgo en la comunidad judía de habla árabe. Efraim siguió los pasos de su padre desde la juventud y
se convirtió en Rabino, fue bien educado en conocimiento bíblico y Talmud. En su debido tiempo el
recibió la distinción de ser llamado Jajam, o rabino.

Estimado y honrado por judíos y árabes tenía un puesto de liderazgo en la comunidad y vino a ser uno
de los dayanim (juez en una corte religiosa, Bet Din) siendo encargado de velar por los intereses de cada
individuo de la comunidad. Su esposa era la hija del Gran Rabino de Tiberias. Dirigía un Talmud Torah su
ciudad.

Luego de pasar un muy importante período de tiempo estudiando las profecías bíblicas sobre la venida
del Mesías llegó a la inevitable conclusión de que Yeshua era el Mesías prometido a Israel.
El Jajám Efraim sufrió tremendamente el acoso de sus antiguos compañeros. Pero a pesar de todo
mantuvo firme su creencia de que Yeshua era el Mesías prometido a nuestro pueblo. Pasaba horas del
día estudiando con rabinos y demostrándoles que la mesianidad de Yeshua según Las Escrituras. No
todos creyeron en su mensaje pero algunos secretamente lo hicieron y se reunían privadamente con el
para estudiar las palabras de Yeshua y orar junto a el. Dirigía un grupo de estudio que se denominó Bet
Dorshei Emet (La casa de los que buscan la verdad).

Murió siendo un estandarte de paz entre judíos y árabes en la Tierra de Israel.

1917 – 2000 David Flusser –Académico judío ortodoxo co-fundador de la Escuela de Investigaciones
Sinópticas de Jerusalén con Robert Lindsey con quien colaborara desde 1961. Flusser nació en Vienna
pero debido a la escasez de alimentos causada por la Primera Guerra Mundial, su familia se mudó a un
pequeño pueblo católico bohemio llamado Pribram en Checoslovaquia. De joven Flusser estudió en la
Universidad de Praga. Mientras estudiaba alló conoce a Josef Perl, un pastor que influenció al joven
Flusser en su insaciable curiosidad. Las largas noches de intensas conversaciones con Perl provocaron un
creciente interes en las enseñanzas de Yeshua y los orígenes judíos del cristianismo.

Poco tiempo antes de estallar la Segunda Guerra Mundial dejó Europa Oriental para ir al Medio Oriente.
Llegó a Palestina en 1939. En 1957 recibió su doctorado en la Universidad Hebrea de Jerusalem donde
posteriormente se convirtiera en Profesor de la Materia “Religiones Comparadas” por muchos años,
entrenando a muchas generaciones de académicos. Por ejemplo, los miembros dela Escuela de
Investigaciones Sinópticas de Jerusalén, Profesor Brad Young y Steven Notley, escribieron sus tesis
doctorales bajo su supervisión.

Siendo miembro de la Academia de Ciencias y Humanidades de Israel fue frecuentemente reconocido


por su erudición: Fue galardonado con el Premio Israel en 1980, el honor mas prestigioso del Estado de
Israel, así como el Premio Rothschild para la Ciencia Judía en el año (2000). Recibió varios doctorados
honoríficos de muchas universidades como Hebrew Union College y La Facultad de Teología de Lucerne,
Suiza. Fue profesor de Cristianismo Primitivo y Judaísmo del Segundo Templo en la Universidad Hebrea
de Jerusalen, pero también fue conocido como uno de los principales contribuyentes al dialogo judío-
cristiano. Lawrance Schiffman, presidente del departamento de Hebreo y Estudios Judaicos de la
Universidad de Nueva York lo acreditó por ser pionero en “el estudio moderno del cristianismo en el
Estado de Israel en un contexto académico.”
Flusser publicó alrededor de 1000 artículos en hebreo, alemán, ingles y en otras lenguas. Hablaba
fluidamente nueve idiomas, y podía leer literatura en otros diecisiete. Aplicó sus conocimientos en
Torah, Talmud, el estudio del griego antiguo, romano y textos arábicos así como los rollos del mar
muerto examinó los antiguos textos judíos y cristianos para encontrar evidencias de las raíces judías del
cristianismo.

Criticó la visión tradicional de Jesus en el contexto cristiano y se dedicó a exponer a Yeshua como un
auténtico judío, aunque malentendido por sus seguidores no judíos.