Está en la página 1de 14

Proyecto2:Maquetación 1 05/04/16 18:13 Página 5

prólogo Homenaje al burro


Manual para el conocimiento y manejo básico del burro
como animal de compañía y de trabajo

C .e
s
onocí a Henri Bourrut por su burra Toñina, debido a un problema que

be
tenía en sus cascos. Esa patología fue una oportunidad para conocer
a un propietario atípico, no sólo porque se dedicara a la cría de burros,
lu
lo cual no es demasiado frecuente hoy en día, sino por la responsabi-
.jo
lidad y cariño con los que cuida de sus animales. Aquella fue una grata
experiencia que se ha visto continuada con el privilegio de poder pro-
w

logar este libro. Este manual sigue fielmente aquellas cualidades que
w

mostró Henri en aquella visita. Pese a ser una obra breve, recoge de manera
w

adecuada los principales conocimientos que un aficionado ha de tener para acer-


en

carse a este noble animal, haciendo un buen repaso de los orígenes de la es-
pecie, sus particularidades anatómicas y fisiológicas y los principales cuidados 5
a

que requieren. La obra se completa con interesantes apartados sobre el utillaje


nt

y arneses para el manejo y enganche de los asnos. El texto se completa con


ve

curiosas e ilustrativas imágenes que hacen de la lectura de esta obra un ejerci-


cio tan útil como ameno, tanto para los ya iniciados como para los que se acer-
la

can por primera vez a los burritos. En la lectura de este homenaje al burro, por
A

encima de todo, se respira el cariño y la devoción del autor por esta especie,
por sus animales, por sus compañeros.
Paco Vázquez
Veterinario de caballos… y a veces de burros.
Proyecto2:Maquetación 1 05/04/16 18:13 Página 6

Homenaje al burro
Manual para el conocimiento y manejo básico del burro ¿por qué?
como animal de compañía y de trabajo

¿Por qué un libro sobre el burro?

l
as personas que conocen al animal no se plantean la pregunta, pero
la gran mayoría lo tienen en gran ignorancia o creen que es un animal
en peligro de extinción, que puede desaparecer sin pena ni gloria,
amen de figurar en una granja escuela o de pasear a los niños en al-

s
guna feria. No se es consciente que muy lejos de extinguirse, el burro

.e
sigue siendo la principal fuerza motriz en muchas partes del mundo.

be
Además, después de haber caído de forma drástica, el censo asnal

lu
se está recuperando en la Unión Europea donde el burro ofrece nuevos usos y
oportunidades. No solamente se usa como mascota, para el paseo enganchado
.jo
o la práctica del senderismo, por ejemplo, a lo largo del Camino de Santiago, si-
w

no que se utiliza también en el ámbito del turismo rural, en la elaboración de


w

cosméticos y quesos a partir de la leche de burra, para el laboreo ecológico en


w

parcelas pequeñas e invernaderos, para el desbroce y limpieza de bosques e


incluso con funciones terapéuticas (asinoterapia) y de mediación para personas
en

con dificultades síquicas y motoras. Pero el resurgir del burro se debe también
6
y sobre todo porque es un animal que resulta simpático, que es rústico, cariño-
a
nt

so, valiente en el trabajo y noble en el trato. Las personas que criamos burros
establecemos con ellos una relación de confianza y nos agradecen los cuidados
ve

recibidos con su personalidad, su sociabilidad y su trabajo. Cada vez serán más


la

las personas que, teniendo


una pequeña finca o terreno
A

se plantearan tener un burro


como animal de compañía.
Pero un burro requiere ciertos
cuidados y atención y el des-
conocimiento del burro y de
sus necesidades básicas pue-
de generar disgustos, tanto
para el dueño como para el
animal. Sirva el presente tra-
bajo para aportar los conoci-
mientos básicos necesarios
no solamente para tener un
Feria ganadera de Gordexola (Vizcaya) con gran presencia del burro en buenas condiciones
burro de las Encartaciones. Esta feria se celebra todos los pero también y sobre todo pa-
años a principios del mes de diciembre.
ra disfrutarlo y saber convivir
con él.
Proyecto2:Maquetación 1 05/04/16 18:13 Página 8

Homenaje al burro
Manual para el conocimiento y manejo básico del burro la afición
como animal de compañía y de trabajo

Afición por los burros

l
a afición por los burros es
una afición como cualquier
otra, pero implica responsabi-
lidad con los animales. La re-
lación del burro con la huma-
nidad es milenaria. Durante
todo este tiempo el burro ha
entregado su fuerza de trabajo a cam-

s
bio, a veces, de nada, recibiendo en

.e
muchos casos un trato poco agradeci-

be
do. Al contrario son muchas las perso-
nas que hemos podido establecer una
relación más humana con estos anima- lu
.jo
les, cautivados por su simpatía, su en-
w

trega al trabajo, su carácter dócil y su


w

personalidad noble. El burro colabora


w

con valentía pero no se somete. Este


libro quiere ser un homenaje al burro,
en

para que sea mejor conocido y más va-


8 Diversos burros retratados en la feria ganadera de
lorado y apreciado por los servicios que
a

Zaragoza.
nt

presta, por cómo los presta y porque


ve

no deja de ser un auxiliar importante


para las personas, todavía hoy en día, cuando va ofreciendo nuevas prestacio-
la

nes económicas, lúdico recreativas y formativas. El burro es un gran descono-


cido para el público, salvo para las personas que lo disfrutan. Se sabe de el por
A

las connotaciones peyorativas de la apelación “burro” y, sobretodo, se percibe


todavía en España como todo un símbolo de la pobreza y de la dura vida del
campo de la primera mitad del pasado siglo y hasta los años setenta.
Proyecto2:Maquetación 1 05/04/16 18:13 Página 11

la especie Homenaje al burro


Manual para el conocimiento y manejo básico del burro
como animal de compañía y de trabajo

El burro como especie

e
l burro (Equus asinus) y su primo el caballo (Equus ferus caballus) son
descendientes del mamífero Mesohippus de Norteamérica cuyos fó-
siles se corresponden con una época situada hace 42 y 33 millones
de años. Este ancestro común medía solo 60 cm, y ya mostraba ap-
titudes para la carrera. Su evolución fue constante, dando lugar hace
4 millones de años al Equus, predecesor de todos los équidos actua-
les. Medía entre 125 y 135 cm y ya pisaba en un único casco. No se
conoce el detalle de la separación entre ambos primos pero se supone que ocu-

s
rrió por distanciamiento geográfico bajo climas diferentes. Tuvieron lugar im-

.e
portantes migraciones. En el burro se distinguen dos ramas evolutivas separa-

be
das hace unos 600.000 años, una asiática y otra africana. El burro actual es

lu
descendiente del asno de Nubia y del asno de Somalia. El burro figura en algu-
nas pinturas rupestres de cuevas prehistóricas de la Dordogne francesa (Com-
.jo
barelle) o del Sahara, datadas en 10.000 años antes de Cristo, pero todavía sin
w

señales de domesticación. Se sabe que el hombre empezó a utilizar al burro en


w

el noreste de África hace unos 5 o 7.000 años. Inicialmen-


w

te se utilizaba para el porteo, muy presente en Egipto y


único animal en las caravanas, antes del uso del dro-
en

medario. Estuvo también presente en las antiguas Gre-


11
cia y Roma y quedo circunscrito a la Cuenca Medite-
a
nt

rránea hasta que se introdujo por toda Europa al final de la


ve

Alta Edad Media. Desde entonces fue utilizado de forma ge-


neralizada para trabajos de porteo, enganche y tiro, hasta
la

que fue desplazado por la mecanización. Su abandono hizo


que muchas razas asnales estuvieran a punto de
A

Mesohippus, el ancestro de los


extinguirse en la segunda mitad del pasado siglo. équidos (imagen dino.wikia.com).
Proyecto2:Maquetación 1 05/04/16 18:13 Página 12

Homenaje al burro
Manual para el conocimiento y manejo básico del burro imagen y anatomía externa
como animal de compañía y de trabajo

Imagen y anatomía externa

L
a imagen del burro nos es familiar desde la infancia por estar tan liga-
da a cuentos infantiles y películas de animación: el burro resulta sim-
pático. Lo vemos como un caballo pequeño, pero apreciamos impor-
tantes diferencias: el gran tamaño de la cabeza y, sobretodo, de las
orejas. La crin es corta y la cola lisa terminada con un penacho es-
pantamoscas, como en las vacas. Sus patas son finas y sus cascos,
pequeños, más alargados y menos redondeados que los de los ca-
ballos. Otra característica muy notable del burro es su voz tan discordante, un

s
potente rebuzno que le sale de muy adentro, vigoroso y sorprendente. El burro

.e
tiene el pelo recio, más espeso en invierno. El color del pelo es muy variable,

be
de negro brillante a blanco, pasando por tonos marrones y grises, incluso con
motas, o pío. Muchos burros lucen en el lomo una cruz oscura: la llamada cruz
de San Andrés. El lomo presenta una línea oscura y, a la altura de la cruz, los lu
.jo
dos brazos bajan hasta el hombro. El vientre es siempre de color claro, al igual
w

que el interior de los muslos. Los burros oscuros suelen tener aureolas claras
w

alrededor de los ojos (gafas) y el hocico igualmente claro. El burro tiene muy
w

desarrollados los sentidos del oído y del olfato. Es un animal longevo, con una
en

Hombro Cruz Lomo Costillas Ijar Grupa Cuartos traseros


12
a

Cuello
nt
ve
la

Cresta
A

Base de la cola
Nuca

Corvejón

Rodilla
Frente

Caña interior
Espolón

Mejilla

Nariz Hocico Mentón Cuartilla Rodete de coronario Casco

Lisette nos enseña un poco de anatomía asnal


Proyecto2:Maquetación 1 05/04/16 18:13 Página 15

razas e híbridos Homenaje al burro


Manual para el conocimiento y manejo básico del burro
como animal de compañía y de trabajo

El burro, razas e híbridos

C
omo ocurre con la mayoría de los animales domésticos, el proceso de
domesticación da lugar a diferentes razas que son variedades geográ-
ficas adaptadas al clima, la orografía y los usos específicos que se dan
a la especie. En el caso del burro, la diversificación en razas ha sido im-
portante, dando lugar a animales con tipologías y aptitudes diferentes.
Por ejemplo, las zonas de orografía complicada han optado por anima-
les de carga, allí dónde un carro no podía circular. Al revés, en las llanu-
ras, se buscaban animales más aptos para el tiro. En Francia, por ejemplo, están
reconocidas siete razas distintas y en España, seis. Para que una raza sea reco-

s
nocida como tal, los animales correspondientes han de reunir unas características

.e
muy determinadas. Los animales así determinados y catalogados pasan a ser ins-

be
critos en un libro de registro y se procura la reproducción entre estos individuos
para mantener y consolidar la raza, pero evitando la consanguinidad. Los animales
lu
que no reúnen los criterios de una raza determinada se consideran burro común:
.jo
son la gran mayoría de los burros que se pueden encontrar hoy en día en España,
w

por el trasiego histórico de animales y los numerosos cruces acaecidos. El burro


w

común, el más común, sin localización geográfica definida puede tener aspectos
w

muy variables, fruto como es de múltiples cruces resultantes de los trasiegos de


animales de una región a otra y de un país a otro. Así, el corredor del Ebro ha sido
en

lugar de trasiego entre el burro de las encartaciones y el burro catalán. Muchos


15
burros comunes lucen la cruz de San Andrés, que sería exclusiva del burro majo-
a
nt

rero en España y de varias razas francesas. Esta cruz característica se ha hecho


muy común y la lucen muchos animales. En cuando a libreas, son frecuentes,
ve

por ejemplo, los burros de color castaño con cruz, o los burros tordos. Algunos
la

presentan patas finas y otros, más gruesas.


A

Un buen ejemplo de variedad de colores y formas en este rebaño de burros comunes.


Proyecto2:Maquetación 1 05/04/16 18:13 Página 19

anatomía del burro Homenaje al burro


Manual para el conocimiento y manejo básico del burro
como animal de compañía y de trabajo

Anatomía: el burro no es un caballo

E
l conocimiento veterinario del burro está progresando mucho gracias
al gran trabajo realizado por el Donkey Sanctuary de Inglaterra y por-
que, al cobrar protagonismo el burro e incrementarse la sensibilidad
de los propietarios, los veterinarios han de atender un número cada
vez mayor de animales.
Son numerosas las diferencias anatómicas entre burro y caballo, ade-
más de las que se aprecian a simple vista, y su descripción sería muy

s
exhaustiva y técnica, sobrepasando los objetivos de este libro divulgativo. Sin

.e
entrar por lo tanto en detalles, diremos que se aprecian diferencias a nivel in-

be
terno en las siguientes partes del cuerpo:

• Musculatura del cuello lu


• Glándulas salivares
.jo
• Cavidad nasal • Número de vertebras lumbares
w

• Faringe (5 en el burro y 6 en el caballo)


w

• Laringe • Medula espinal


w

• Senos nasales • Pelvis y sacro


en

• Venas faciales • Fémur


19
a

• Arterias faciales • Rótula


nt

• Nudos linfáticos • Genitales


ve

• Tiroides • Pie y casco


la

• Aparato lacrimal
A

Estas importantes diferencias anatómicas hacen presagiar igualmente impor-


tantes diferencias fisiológicas.

Caballo. Burro.
Proyecto2:Maquetación 1 05/04/16 18:13 Página 20

Homenaje al burro
Manual para el conocimiento y manejo básico del burro fisiología y enfermedades
como animal de compañía y de trabajo

Fisiología del burro


y enfermedades

L
a fisiología del burro difiere de
la del caballo, por ejemplo, en
cuanto a metabolismo o hema-
tología (el burro tolera mejor la
deshidratación). El burro puede
padecer las mismas enferme-

s
dades que los caballos, siendo

.e
distintos los síntomas y específico el tra-

be
tamiento. Sin ánimo de ser exhaustivos,
en el burro se han descrito como princi-
pales problemas de salud los siguientes: lu
.jo
w

• Hiperlipemia, provocada por el ayuno


w

• Presencia de parásitos intestinales y del caballo


w

• Cólicos de diverso origen (muy graves)


en

• Úlceras
20
a

• Peritonitis
nt

• Torsión intestinal
ve

• Salmonelosis
la

• Afecciones hepáticas (parásitos, fibrosis, tumores, etc.)


• Pancreatitis
A

• Patología respiratoria (parásitos, infecciones, micosis, gripe, etc.)


• Patología de las vías respiratorias y pulmones (fibrosis pulmonar, bronco
neumonía, abscesos, tumores)
• Patología uro-genital (infecciones)
• Dermatología (parásitos, picaduras de insectos, tiña, ácaros, micosis
e infecciones varias)
• Sarcoidosis y neoplasias
• Oftalmología (ulceras, conjuntivitis, cataratas)
• Patología locomotora (artrosis, fracturas, crecimiento desproporcionado
del casco por falta de ejercicio o de control, infecciones)
• Patología infecciosa (tétanos, brucelosis, peste equina)
• Zoonosis, de contacto con caballos
• Problemas bucales por el desarrollo de los dientes
Proyecto2:Maquetación 1 05/04/16 18:13 Página 23

el casco Homenaje al burro


Manual para el conocimiento y manejo básico del burro
como animal de compañía y de trabajo

El casco del burro

E l casco del burro es muy resistente a pesar de su apariencia frágil.


Los pies del burro requieren vigilancia y cuidados pues se pueden de-
formar fácilmente y deben ser recortadosperiódicamente, al menos,
cada tres meses.

Muralla del casco

s
Línea blanca

.e
Pinza

be
Zona de la suela
lu que soporta el peso
.jo
w

Suela
w
w
Cuarta

Apéndice
en

de la ranilla
23
a
nt

Ranilla
ve

Surco colateral
la

(canales) de la ranilla
A

Barras
Talón

Surco central
de la ranilla

Bulbos del talón

Adaptado del Manual del burro del “Donkey Sanctuary”

El burro no se suele herrar, salvo que trabaje mucho. La pinza se suele alargar
demasiado y es la parte que más se recorta. Se aprovecha para limpiar el interior
del casco con una herramienta específica (limpiacascos) y se inspeccionan po-
sibles heridas, hendiduras, etc. Si la muralla del casco está muy seca, se puede
untar con aceite vegetal.
Proyecto2:Maquetación 1 05/04/16 18:14 Página 32

Homenaje al burro
Manual para el conocimiento y manejo básico del burro alimentación
como animal de compañía y de trabajo

Alimentación

e
n su ambiente natural, el burro puede dedicar hasta 16 horas al día en
comer, a bocados pequeños, hierba y matorral, caminando casi siem-
pre con la cabeza cerca del suelo.
Al ser el tubo digestivo muy largo, como en los demás équidos, el
tracto digestivo puede tardar hasta 72 horas. De esta manera, la ener-
gía empleada hoy proviene de la comida de antes de ayer; para un ani-
mal que ha de trabajar, la alimentación se ha de planificar.
El forraje que come el burro puede tener un porcentaje de humedad muy varia-

s
ble, desde un 14% en heno o paja, hasta un 90% en hierba verde recién cortada.

.e
Un équido en reposo (sin trabajar) consume alrededor de 1,3 kg de materia seca

be
al día para cada 100 kg de peso. Cuando trabaja, la cifra aumenta hasta 2,3 kg. El

lu
burro recupera entre 1,5 y dos veces más energía
.jo
del forraje que un poni del mismo peso. De esta
manera, los aportes alimenticios recomendados
w

para un burro serán un 25% menores que para un


w

caballo del mismo peso. A groso modo se puede


w

decir que un burro necesita 1kg de alimento en se-


en

co para cada 100 kg de peso. Un burro de tamaño


32
pequeño, de 150 kg, necesita pues 1,5 kg de heno
a

al día, que en verde serian 7,5 kg de hierba fresca.


nt

Estas cifras dan una idea bastante exacta de las ne-


ve

cesidades alimenticias de un burro. Conviene que


la ración diaria, fraccionada en hasta tres comidas
la

en burros estabulados, sea variada. Hierba fresca,


heno, paja (de trigo o cebada; la de maíz no les gus-
A

ta mucho), alfalfa, grano (maíz, trigo, avena, ceba-


da, pero de forma moderada y para burros que tra-
bajan o burras gestantes y/o lactantes), ramajes,
restos de huerto y de poda, hojas de otoño: al burro
le gusta la variedad pero hay que racionarla.
La obesidad no es conveniente y se detecta por los depósitos de grasa, so-
bre todo, en el cuello.Es un defecto de burros sedentarios y bien alimentados.
En cuanto a ramajes, al igual que las cabras, comen olmo, fresno, rosal y un
largo etcétera. No gustan de la hiedra, ni del ciprés. Se comen el aligustre,
pero a los pocos días de cortarlo, más que fresco pues es muy fuerte y debe
contener toxinas, sobre todo el aligustre del Japón. Del aligustre les encanta
la corteza, igual que la de otras maderas (chopo, frutales…) y pelan completa-
mente las ramas con los dientes. Como es lógico, cuanto más verde comen,
menos beben; pero en todo caso necesitan agua fresca y limpia a discreción
(entre 3 y 10 litros diarios).
Proyecto2:Maquetación 1 05/04/16 18:14 Página 33

alimentación Homenaje al burro


Manual para el conocimiento y manejo básico del burro
como animal de compañía y de trabajo

s
.e
be
lu
.jo
w
w
w
en

33
a
nt
ve
la
A

Ramoneo de hojas, ramas y corteza.


Proyecto2:Maquetación 1 05/04/16 18:14 Página 34

Homenaje al burro
Manual para el conocimiento y manejo básico del burro personalidad
como animal de compañía y de trabajo

s
.e
be
lu
.jo
w
w
w

Psicología y personalidad:
en

34
la sociedad de los burros
a
nt

e
l burro es un animal que tiene una personalidad muy marcada. Es de
ve

carácter sociable y voluntarioso y trabaja concienzudamente. Vivir solo


no es bueno para su salud: necesita relacionarse, al menos con otro
la

burro y, en su defecto, con otro animal.


A

Los veterinarios califican al burro de “estoico” pues es un paciente


de diagnóstico precoz complicado: el burro no demuestra dolor ni mo-
lestias y, cuando lo vemos mal, es porque está ya muy mal. Dicen los
entendidos que los burros silvestres no muestran nunca señas de debilidad,
para no llamar la atención de posibles depredadores. En todo caso, el buen co-
nocimiento de nuestro burro y la relación diaria es lo que nos permitirá detectar
cualquier comportamiento inhabitual, cambio de actitud o de apariencia. El burro
es inteligente, analiza las situaciones y busca soluciones. Es esta inteligencia
que hace que lo califiquemos de tozudo, pues no hace lo que no quiere o no
entiende; pero es obediente, trabajador y valiente: diríamos que es noble. Esta
misma inteligencia hace que no se somete, sino que colabora y, además tiene
una faceta de travieso: sabe aprovechar una puerta abierta, correr un pestillo y
darse un paseo dónde no le corresponde; sabe dónde guardamos la comida y,
cuando paseamos, en un descuido, se arrima a la hierba del borde del camino,
sobre todo si lo conduce una persona inexperta. Además da la impresión de sa-
ber muy bien cuando hace algo que no debe: hace travesuras.
Proyecto2:Maquetación 1 05/04/16 18:15 Página 67

conseguir un burro Homenaje al burro


Manual para el conocimiento y manejo básico del burro
como animal de compañía y de trabajo

¿Cómo conseguir un burro?

L
as personas que buscan tener un burro lo suelen comprar. Pero es un
animal de poco valor comercial: no es tanto el valor monetario en sí
sino el compromiso que se adquiere con el animal. Personalmente he
procurado regalar algún burrito que me sobraba, a personas de confian-
za. Como el hacerse con un burro no debe ser un capricho, es mejor
escogerlo según nuestras necesidades. Si vamos a tener un único bu-
rro, para animal de compañía, ha de ser una hembra o macho castrado;
si ya es adulto, manso y educado, mejor. A un burro joven habrá que educarlo.
Mejor dos animales que uno, pues se aburren y deprimen. Un burro convive muy

s
bien con otros animales, perros, caballos…Es desaconsejable hacerse de prime-

.e
ras con un burro entero porque es más temperamental y difícil de manejar para

be
una persona inexperta. Si pretendemos trabajar con él, para el porteo, laboreo o
enganche, mejor un burro de tamaño medio, de unos 130 cm de alzada en la
lu
cruz. Yo tengo burros más pequeños y están más limitados en cuanto a fuerza.
.jo
Se inicia el trabajo con los animales cuando ya han cumplido los tres años, pero
w

pueden ser iniciados a partir de los dos años. En internet circulan muchos anun-
w

cios de burros; yo aconsejaría adquirir un animal a un criador o alguien de con-


fianza . En todo caso hay que ver el animal, si está bien físicamente, si es manso
w

y si es de fácil manejo. La adquisición de cualquier animal con actitud hostil es


en

muy desaconsejable. El animal debe entregar las patas con facilidad para la revi-
sión de los cascos, sobre todo, de las patas posteriores. También se pueden vi- 67
a

sitar las ferias ganaderas en las que siempre hay algún burro para vender. Aunque
nt

los animales de raza son algo más caros, yo aconsejaría adquirir un burro adscrito
ve

legalmente a una raza oficial. De esta manera tenemos un animal de más valor
y categoría y fomentamos la recuperación de las razas autóctonas. En todo caso,
la

si no estamos completamente convencidos de poder atender adecuadamente a


A

esta mascota, es mejor abstenerse. En algunos lugares, ya se está desarrollado


el alquiler de burros para el paseo en carro o para el senderismo.

Mejor dos animales que


uno, pues se aburren y
deprimen.