Está en la página 1de 4

Nuestra Historia

La Sociedad Industrial Dominicana, C. por A. (SID), fue fundada en la ciudad de Santo Domingo
República Dominicana, el 1 de Julio de 1937 por Jesús Armenteros Seisdedos y José María Bonetti
Burgos, como una empresa que se dedicaría a la elaboración de aceites vegetales comestibles.

A través de los años, La Manicera, como se le conocio popularmente, fue ampliando la gama de
productos ofertados al consumidor dominicano, introduciendo al mercado diferentes variedades de
aceites, margarinas y jabones de lavar.

El 1ro. de junio de 1971 firma un Acuerdo de Asesoría Técnica y Distribución (Royalty Agreement) con
la empresa Unilever Export Limited, y en la década de los años 80 se inicia el desarrollo de proyectos
agroindustriales de palmas aceiteras, flores tropicales y cítricos.

En el campo comercial, en los años 90, SID se convierte en distribuidor para la República Dominicana
de marcas de las reconocidas empresas Kellogg’s, Kimberly Clark, Hershey’s, Eridania-Behim Say
(Koipe), Haagen Dazs, General Mills, Novartis, entre otras.

En el 1999 se fusiona con otro gran productor dominicano de alimentos, Mercalia, S. A., naciendo así
MercaSID, S. A.
Política Corporativa de Calidad e Inocuidad

Entregar a nuestros consumidores y clientes productos inocuos y servicios que satisfagan o excedan sus
expectativas, asegurando el cumplimiento de requisitos legales y reglamentarios, así como otros
compromisos asumidos. Nos apoyamos en el cumplimiento de objetivos y el mejoramiento continuo de
nuestro Sistema de Gestión de la Calidad e Inocuidad.
No conformidad:

Una de las desconformidades que suelen pasar es el caso de los pedidos a nuestros clientes.

Esto puede ocurrir cuando les hacemos un pedido de nuestros skus; (variedad de productos) lo cual por
cualquier error de facturación este pedido no llegue completo a su cliente esto crea en si una no
conformidad inmediatamente hacia la empresa.

En estos casos procedemos a realizar nuevamente el pedido para reenviar al cliente y disculparnos por
el error cometido.

Otros casos que suelen pasar es cuando el vendedor deja de visitar un cliente el cual al momento de
faltarle nuestros productos llama rápidamente a la empresa para expresar el descontento que tiene por
parte de la empresa y de nuestro vendedor ya que esto le representa pérdidas monetarias.

Otra inconformidad es cuando se le ofrece una oferta al cliente por la compra de x producto y al
momento de recibir el pedido este no recibe la oferta acordada por el vendedor que nos representa
como empresa provocando en si un disgusto al cliente y por ende perdemos la credibilidad como
empresa ante este cliente.

También podría gustarte