Está en la página 1de 35

LLAMADOS A EJERCER AUTORIDAD.

EL CREYENTE ES LLAMADO A EJERCER AUTORIDAD. 

Para poder ejercer algún tipo de autoridad, uno debe representar una fuente que pueda respaldar
(y esté dispuesta a hacerlo) la autoridad representada con una reserva
adecuada de poder.

Lucas 9:1,2,6 - Los discípulos 

Lucas 10:19 - Los setenta 

Mateo 28:18-20 y Marcos 16:17-20 - Todos los creyentes 

Romanos 16:20 - Todos los creyentes 

Santiago 4:7; 1 Pedro 5:8,9; Efesios 6:10-18 - Todos los creyentes.

LAS CONDICIONES NECESARIAS PARA EJERCER AUTORIDAD:

SANTIDAD- FE - arraigada en Jesucristo (Mt. 16:16,18,19)

UNIDAD - de creencia y propósito (Mt. 18:19)

LA MANIFESTACION DE AUTORIDAD: Las Llaves del Reino - atar y desatar lo que Dios ya ha atado
o desatado.

Esto va parejo con el conocimiento de la voluntad de Dios, no dirigido por nuestros deseos.

(Mt. 16:19) (Nota: La palabra griega "atar" significa "poner límites" - el sentido puede ser restringir
o limitar mediante la autoridad de Dios la actividad del enemigo o bien volverlo impotente.

La palabra griega "desatar" significa deshacer, destruir, disolver o desactivar - el sentido puede ser
deshacer la obra del enemigo, destruir sus fortalezas o poder, disolver o desactivar lo que sea que
el enemigo ha establecido . ) Este es el sentido NEGATIVO DE DESATAR, que es lo usual.

Demostrando la presencia del reino de Dios - Ministrando en poder (Mt.12:28)

CONDICIONES QUE RESISTEN LA AUTORIDAD ESPIRITUAL. 

Falta de Fe - Mt. 17:19-21

Una comunidad incrédula - (Grupo de oración, congregación etc.) -Mr. 6:4-6


La Práctica de Pecado - Gál. 4:9; Jn. 8:34,35

Las maquinaciones de Satanás - (obstáculos, engaño, ataques etc.) - 2 Cor. 2:11

LA AUTORIDAD DE DIOS DEPOSITADA EN MANOS HUMANAS.

Moisés - Exodo 14:15 - dividió el Mar Rojo

Elías - 2 Reyes 2:7-8 - dividió el agua del Río Jordán

Eliseo - 2 Reyes 6:17,18 - oró por ceguera sobre el enemigo

Pablo - Hechos 13:11 - pronunció ceguera sobre Elimas, el hechicero

Pedro - Hechos 5 - pronunció la muerte de Ananías y Safira La Promesa -

Hechos 1:8 - poder del Espíritu Santo El Testimonio

Romanos 15:18,19 " Porque no osaría hablar sino de lo que Cristo ha hecho por medio de mí
para la obediencia de los gentiles, con la palabra y con las obras, con potencia de señales y
prodigios, en el poder del Espíritu de Dios."

Como nos atacan.


Efesios 6:16.
Los ataques de Satanás vienen en forma de aguijones o dardos. Los dardos continuos tienen
el propósito de herir o pegarle al lugar donde habíamos sido debilitados anteriormente por
aguijones previos.

De esta manera, uno tras otro se va fortaleciendo o construyendo hasta poder derrumbar el
blanco que se proponen.

Los dardos de Satanás vienen generalmente a través del siguiente orden:

1. Desánimo 
2. Confusión 
3. Depresión 
4. Pérdida de Visión 
5. Desorientación 
6. Apartamiento 
7. Desesperación 
8. Derrota 
Este proceso puede suceder rápidamente, como en el caso de Elías, pero regularmente trabaja
lentamente, lo que lo hace más difícil el discernir.
Cuando estos síntomas comienzan a trabajar en nuestra vida, debemos resistirlos hasta que se
vayan.
Si no lo hacemos, seremos nosotros los que nos encontremos huyendo, como Elías.
El origen o la fuente de la hechicería en contra de nosotros no siempre se encuentra en cultos
satánicos o en operaciones de la Nueva Era.

Puede provenir de cristianos engañados, quienes de hecho, se encuentran orando en contra


de nosotros en lugar de por nosotros.
Existe poder en esto porque la Biblia dice que "lo que se ata en el cielo, se ata en la tierra" y
viceversa.

SI LA INTERCESIÓN ES MOTIVADA POR UN ESPÍRITU DE CONTROL O MANIPULACIÓN, ES


HECHICERÍA, Y SU PODER ES TAN REAL COMO LA MAGIA BLANCA.

Otras fuentes de la hechicería son la murmuración, los celos, la crítica, maniobras políticas, etc.,
y pueden tener efecto en nosotros ya sea que lo sepamos o seamos ignorantes de ello, Por
ejemplo: Si rehusamos ser manipulados por alguien que tiene un espíritu de control, pero nos
resentimos o amargamos contra esa misma persona, entonces el enemigo puede causar que
caigamos, que nos desanimemos, que nos desorientemos y que nos deprimamos. 

Somos derrotados por el enemigo cuando él hace que respondamos con otro espíritu que no sea
el Espíritu Santo, cuyo fruto es amor, paz, gozo, etc. (St.3:14- 18)

LA ESTRATEGIA DEL ENEMIGO ES APARTARNOS DEL FRUTO DEL ESPÍRITU


Y QUE LE HAGAMOS LA GUERRA EN SUS TERRENOS. 

Satanás NO echara fuera a Satanás; lo "desplazara”, porque entre dos espíritus malos prevalecerá
el más malo o el peor, así el trabaja. Aunque su reino es un reino dividido: el resentimiento no
echara fuera a Jezabel... ¡Sólo aumentará su poder!
Se entiende lo que estamos deseando enseñar?
En sintesis,  el mal solo se  vence  con el bien, de lo contrario todos pueden ser arrastrados por
satanas. Romanos 12:17-22 (Nueva Versión Internacional)
17
 No paguen a nadie mal por mal. Procuren hacer lo bueno delante de todos.
18
 Si es posible, y en cuanto dependa de ustedes, vivan en paz con todos.
19
 No tomen venganza, hermanos míos, sino dejen el castigo en las manos de Dios, porque está
escrito: «Mía es la venganza; yo pagaré»,a]">[dice el Señor.
20
 Antes bien, «Si tu enemigo tiene hambre, dale de comer; 
si tiene sed, dale de beber.  Actuando así, harás que se avergüence de su conducta.»
21
 No te dejes vencer por el mal; al contrario, vence el mal con el bien.

Notas al pie:
1. Romanos 12:19 Dt 32:35

2. Romanos 12:20 harás — conducta.

3. Lit. ascuas de fuego amontonarás sobre su cabeza (Pr 25:21,22).

Esta es una exhortacion que es la clave para luchar contra satanas en la iglesia y que pasa
practicamente desapercibido, mientras peleamos los unos contra los otros.

Esta es la razón por la cual la estrategia básica que debemos usar para ser libres del poder de la
hechicería es BENDECIR A LOS QUE NOS MALDICEN (Mat.5:43-44; Rom.12:17-21)

Esto no significa que bendecimos sus obras, sino que oramos a favor de ellos y no en contra de
ellos.
Si el enemigo logra que nos venguemos nosotros mismos, entonces ha logrado que seamos
controlados por el mismo espíritu y que operemos en sus terrenos.
No peleamos "contra carne ni sangre", sino que las armas de nuestra guerra tienen que ser
espirituales (2Cor.10:2-4).

DISCERNIENDO LOS DARDOS DE SATANÁS .

a).-El Desánimo

Todos nosotros, de vez en cuando, nos sentimos desanimados por diferentes circunstancias, y esto
no quiere decir que sea el resultado de que alguien está usando hechicería en contra nuestra. Pero
si comenzamos a sentirnos sometidos a un constante desánimo sin ninguna razón aparente,
entonces debemos considerar a la hechicera como la posible fuente de nuestro malestar.

Cuando todo parece que sale mal, cuando las dificultades parecen insuperables y comienzas a
pensar que ya no vale la pena seguir, es probable que te encuentres bajo un ataque espiritual.

La estrategia del enemigo para afligirte con el desánimo es para debilitarte con el siguiente
ataque, que es...

b).-La confusión. 

Otra vez, debemos ver por un "Espíritu de Confusión, sin ninguna causa aparente. Aquí
comenzamos a perder nuestra claridad respecto a lo que fuimos llamado a hacer, lo cual debilitará
nuestras decisiones. Esta confusión tiene como propósito aumentar nuestro
desánimo en la obra del Señor para hacernos más vulnerables al próximo ataque…

c).-La depresión.

Este es un problema mucho más profundo que el simple desánimo. Este es un terror inconmovible
y es el resultado de la combinación del desánimo y la confusión junto con la negligencia de una
disciplina espiritual (falta de devocionales y comunión con el Señor)

Este ataque aumentará en los últimos días en contra de todos los cristianos y debemos estar
preparados en contra de él.

d).-La pérdida de visión.

Esta es la meta de los dos anteriores dardos... Y obra para aumentar sus defectos. Aquí
comenzamos a dudar que Dios nos ha llamado a su obra y que tal vez no servimos ni a nadie le
importa nuestra participación.

La única manera de navegar a través de esta tormenta es mantener nuestro curso firme.

No podemos mantener nuestro curso si no sabemos a donde vamos. No trataremos de mantener


nuestro curso si comenzamos a pensar que tal vez nunca debimos haber zarpado.

Esto nos hará navegar en círculos e impedir lleguemos a ningún lado.

e).-La desorientación.

Esta es una combinación de la depresión, confusión y pérdida de visión. En este nivel, no solo
hemos olvidado nuestro curso a seguir sino que también hemos perdido nuestra habilidad para
leer el compás (brújula)

Ya no entendemos la Biblia, ya no tiene significado para nuestro corazón, nos parece insípida y sin
vida. Es difícil oír la voz del Señor y las predicaciones nos comienzan a parecer irrelevantes. Esta es
una incapacitación espiritual total.

f).- Apartamiento (Aislamiento) 

Esto viene cuando comenzamos a retirarnos del propósito de nuestro ministerio, de nuestro
compañerismo con hermanos de la iglesia y con muchos de nuestros familiares.
Este apartamiento resultará en...

g).-Desesperación.
Retirarse de la batalla nos llevará rápidamente a la desesperanza, y sin esperanza podemos ser
atacados fácilmente por el enemigo a través de tentaciones, enfermedades o muerte.

Aun científicamente está comprobado que cuando una persona no tiene esperanza para vivir,
se enferma rápidamente y puede inclusive morir.

Con esperanza, hombres y mujeres han vivido aun cuando han rebasado la expectación normal de
vida de cualquier ser humano. La desesperación nos lleva inmediatamente a la DERROTA. 
En Ef. 6:12 la palabra "lucha" en el original griego es "lucha cuerpo a cuerpo". Es la forma más
cercana de combatir.

Él enemigo va a pelear, va a luchar contra nosotros; si decidimos no luchar, hará con nosotros lo
que él quiera. ¿Cómo luchar contra este espíritu de hechicería? Veamos primero el principio
básico que se requiere para la victoria de la guerra espiritual.

CAMINO A LA VICTORIA  .

En Apocalipsis 12:11 se nos revela que los santos vencieron a Satanás: 


1. Por la sangre del Cordero 
2. Por la palabra de su testimonio 
3. Porque menospreciaron sus vidas hasta la muerte.

Vencemos por la sangre del Cordero cuando nos mantenemos firmes con respecto a lo que Cristo
hizo por nosotros en la cruz. La victoria fue ya ganada por Él y no puede haber manera que
perdamos, mientras permanezcamos en Él.

La palabra de nuestro testimonio es la Biblia y cada vez que el enemigo nos


ataca debemos responderle como Cristo hizo en el desierto: La espada es la única
arma ofensiva descrita en la armadura de Dios. (Ef.6:10-18).

Menospreciar nuestra vida significa seguir a Cristo hasta nuestra muerte, no importando el precio
que tengamos que pagar. Hemos sido llamados a cargar nuestra cruz diariamente, a vivir por causa
del Evangelio, a hacer todo por causa de Su Nombre, a no vivir ya para nosotros; (Col.2:3;
Rom.14:7-9; Mc.8:35-36)

Mientras más vivamos para nosotros mismos y más centrados estemos en nuestra persona e
intereses personales, más vulnerables seremos a los ataques del enemigo. Si estamos muertos a
este mundo, ¿Qué se le puede hacer a una persona muerta?

Zonas Estratégicas de Guerra 

Cuando varias naciones se enfrascan en batallas y guerras hay puntos estratégicos que unos
defienden y otros desean poseer( puentes, aeropuertos, cuidades, carreteras, depósito de
petróleo, fábricas) quien tome el control de esas zonas , prácticamente ganará la guerra.

El ejército que tenga el control de esas zonas estratégicas debe fortificarlas y velar por ellas contra
todo ataque del adversario , debe luchar hasta lo último para retenerlas.
De ello depende el resultado final de la guerra.

En el plano espiritual este fenómeno ocurre igualmente. hay varias zonas estratégicas que son
propiedad de la iglesia y que el conservarlas bajo control nos garantiza la victoria contra las
huestes del infierno.
Estas zonas estratégicas deben ser fortalecidas y sostenidas valerosamente por el creyente, que, si
fuesen violentadas y poseídas por los demonios, la derrota sería inminente.

Estas zonas estratégicas son tres: 


1. La mente 
2. El corazón 
3. La boca. 

Mente.

En la mente es donde los pensamientos se reciben y se elaboran. Allí el hombre origina sus ideas,
es allí donde Dios pone las suyas y donde el diablo quiere introducir sus pervertidos planes.

La mayor parte de los conflictos espirituales de la guerra contra satanás se libran allí.
Satanás sabe que si él logra llenar la mente del creyente de críticas , de juicios contra la iglesia , de
falsedad y calumnias, el estará bloqueado.

Igualmente si la iglesia , como la gran intercesora , permite que los pensamientos negativos de
satanás y sus desánimos , así como sus juicios y rebeliones le llenen la mente , ella estará
bloqueada para interceder y el diablo habrá tomado ventaja en la batalla.

El Corazón.

Es sumamente importante en la guerra espiritual , debe mantenerse sano, libre de malas


actitudes. en lo natural es un punto del cuerpo humano y muy vulnerable, así como la cabeza.

Cualquier falla , herida o golpe que reciba dejará sin acción el resto del cuerpo.

El corazón será la meta del diablo.

El provocará que tengamos emociones negativas, hábitos funestos y actitudes detestables


(orgullo, rebelión, celos, envidia, altivez, avaricia, odio etc.) por eso la escritura apunta como
consejo de la iglesia "sobre toda cosa guardada, guarda tu corazón."

El antídoto contra Satanás , la serpiente antigua y sus mordeduras, es la humildad, el mismo sentir
que hubo en Cristo. La oración logra cerrarle la puerta en la cara a Satanás.

Boca.

Por último diremos que la boca es un instrumento difícil de manejar, por ello el Espíritu Santo,
quien llena al creyente con su poder, toma su lengua y le pone freno. La boca puede ser el arma
más destructiva en las manos del diablo.
El proverbista señaló que en la lengua está el poder para dar vida o muerte. La negatividades uno
de los principales mensajes que el diablo quiere proyectar a través de la boca, así como los juicios,
las calumnias y las murmuraciones.

Si controlamos nuestra boca, habremos ganado prácticamente toda la batalla.

EL CAMPO DE BATALLA.

La batalla y los estragos que esta deja, tienen lugar en una gran variedad de formas en la vida de
los creyentes. Es necesario entender el campo de batalla antes de que podamos asegurar la
victoria que Jesucristo ya ha provisto. La victoria se nos ha dado ya, pero debemos clamar victoria
aun antes de que nos sintamos victoriosos.

EL CAMPO DE BATALLA DE LA MENTE:

Es importante comprender que, para caminar una vida victoriosa en Cristo, debemos aprender a
identificar cuando la batalla se libra en la mente. La mente puede ser influenciada por una
variedad de fuentes: El Espíritu Santo, el mundo, nuestros propios pensamientos, y el susurro
demoníaco.

Para clamar victoria en este campo de batalla, es crucial que reconozcamos la posición que Dios ha
dado al creyente. Cuando Satanás trato de tentar a Jesús en el desierto, Jesús constantemente
acudió a la escritura para reprender al diablo. (MATEO 4:1-11)

Jesús reprendió a Satanás con LA PALABRA DE DIOS. Escrito está...

Es la primera llave para entender cómo llevar una vida victoriosa.

Otro punto que quiero mencionar, es que Satanás un mentiroso y siempre está tratando de
ocultar la verdad, y aún que Satanás sabe la escritura, usa de ella lo que le conviene.
(JUAN 8:44) SATANAS ES EL AMO DE LA MENTIRA. 

La batalla de la mente tiene lugar en diferentes formas.


El siguiente punto es verdaderamente crucial y es necesario que lo comprendas perfectamente.
(MATEO 5:25)

Ponte de acuerdo con tu adversario en tanto que estas con el en el camino, no sea que el
adversario te entregue al Juez, y el Juez al alguacil, y seas echado en la cárcel.

Esto NO significa que obedezcas a tu adversario, que es tu enemigo. Pero que estés de acuerdo
con el.
Un par de ejemplos:
El enemigo viene a ti y te acusa en tu mente, y entonces, tienes un "pensamiento":
PENSAMIENTO: " LO QUE PASA ES QUE NO ORAS SUFICIENTE" 
RESPUESTA: TIENES RAZON, NO HE ORADO SUFICIENTE, Y COMIENZAS A ORAR. 

RESULTADO: EL ENEMIGO ESTA VENCIDO. 

PENSAMIENTO :"NO ERES LO SUFICIENTEMENTE FUERTE" 

RESPUESTA: TIENES RAZON, NO SOY SUFICIENTEMENTE FUERTE, PERO JESÚS ES MI FORTALEZA Y


EL VA DELANTE DE MI EN ESTA BATALLA. 

RESULTADO: EL ENEMIGO HUYE. 

La idea presentada aquí NO es argumentar con el diablo. Argumentar con el y justificarse lleva al
creyente a caer en la trampa de la auto-justificación.

Recuerda que nuestra justicia no es nada comparada con la justicia del Señor. (ISAÍAS 64:6)
(SANTIAGO 4:7-8)

Someteos pues a Dios; resistid al diablo, y huirá de ustedes. Acércate a Dios y El se acercará a ti.

Pecadores, límpiense las manos, y ustedes los de doble ánimo, purifiquen sus corazones.

Cada día, comienza una nueva batalla contra nosotros mismos.


La guerra del Espíritu contra la carne. La victoria contra la carne es someterse a Dios y permitir al
Espíritu Santo que controle tu vida. (GALATAS 5:16-17)

Esta área deja a muchos a merced del enemigo. El único camino que tenemos para vencer esta
sumisión es crucificar diariamente a la carne a través del Espíritu Santo para poder romper con la
sujeción a las cosas de la carne. (GALATAS 2:20) (MARCOS 14:38)

EL CAMPO DE BATALLA DEL CORAZON


(MATEO 24:12) 
"Y por haberse multiplicado la maldad, el amor de muchos se enfriará"
En los últimos días, la Biblia declara que el amor de muchos se enfriará.

Con el pecado corriendo rampante por el mundo, es imperativo para el creyente mostrar a Cristo
como AMOR. Recordemos lo que Cristo dijo a los fariseos acerca del amor.
(LUCAS 7:41-43,47.

Permitámonos recordar constantemente cuanto nos ama Jesús, aún con nuestras imperfecciones,
para nosotros sentir, mostrar y compartir el mismo amor.
El enemigo ataca nuestros corazones y crea corazones fríos y duros porque el pecado abunda.
La Biblia dice que es imposible evitar que vengan las ofensas, pero tenemos que tener un
corazón blando y no permitir que nuestros corazones se endurezcan y enfríen.

De hecho es muy importante que tengamos un genuino arrepentimiento de nuestros pecados


en nuestra propia vida, antes de intentar ayudar a alguien mas en cualquier área en particular.

Tenemos que llegar al punto en que podamos quitar la paja en el ojo ajeno con cuidado y
paciencia, con amor y sin juzgar o condenar a nuestros hermanos o hermanas, teniendo un
corazón puro.

CAMPO DE BATALLA EN EL MUNDO


Todos nosotros tenemos que vivir en el mundo, pero no tenemos que vivir como el mundo.
(1 JUAN 2:15-17)(2 CORiNTIOS 6:17)

Cada día, antes de dar un paso fuera de nuestra casa para enfrentar el mundo, es importante
pedirle a Dios que nos vista con la armadura de Efesios 6.

No salir al mundo sin un objetivo claro, expreso, para no estar a merced del que anda como león
rugiente, viendo a quien devorar.

CAMPO DE BATALLA EN LAS REGIONES INVISIBLES.


Cada creyente pelea contra un enemigo invisible.

Seamos vigilantes y acechadores de las tácticas del enemigo. (EFESIOS 6:12) Tenemos que
permanecer alertas de las batallas en nuestra vida, en nuestras iglesias, en nuestras familias.

El enemigo, el diablo, está buscando a quien destruir. Tenemos que estar en guardia en todo
momento. Demos gracias a Dios que nos ha dado la victoria en Jesucristo, nuestro Salvador.

Demos gracias a Dios porque tenemos y contamos con la seguridad del creyente: Lo peor que
puede pasarle a una persona en el mundo, es morir.

Para los cristianos significa estar cara a cara y por siempre frente a nuestro Padre Celestial, abrazar
el amor de Jesucristo. La victoria es nuestra, así es que no temas, porque el TEMOR NO VIENE DE
DIOS

Oremos: "Padre, en el nombre de Jesús, yo declaro que somos hijos de Dios, nuestro padre,
estamos exentos de la maldición, estamos exentos de la enfermedad, de dolencia y la aflicción.
La Sangre de Jesús habló, y aun habla hoy. Tú Jesús, nos has devuelto la autoridad que Adán le
cedió a Satanás. Así que, en este momento, con la autoridad con que nos has investido, por
medio del Espíritu Santo, le ordeno a toda enfermedad que salga fuera de mi cuerpo y se vaya al
lago de fuego por la eternidad y no regrese nunca más. Te ordeno enfermedad en el nombre de
Jesús que pares, todo cáncer se seca y desaparecen y cualquier tumor se disuelven, porque todo
lo que pidamos con Fe, en el nombre de Jesús, nos será concedido". Amen.
Las armas de la Guerra Espiritual - La Autoridad del Creyente

Por el Pastor John

Los creyentes en el Señor Jesucristo se le da autoridad.

Mateo 10:1

Reunió a sus doce discípulos y les dio autoridad para expulsar a los *espíritus malignos y sanar
toda enfermedad y toda dolencia.

Como pastor, he visto la autoridad que los creyentes han de expulsar a los malos espíritus. Una
mujer en mi congregación se encontraba bajo la opresión demoníaca. Un demonio hizo su miedo,
y obligó a sus pensamientos no deseados y acciones. Nuestros ancianos oraron por ella y contra el
demonio, para reprender en el nombre de Jesucristo. Después de un par de horas de intensa
oración, de repente, todos sentimos el ascensor opresión. El demonio había sido expulsado, y la
diferencia era como noche y día.

En Cristo se nos da autoridad para atar y desatar

Mateo 16:18-19

18 Yo te digo que tú eres Pedro. y sobre esta piedra edificaré mi iglesia, y las puertas del reino de la
muerte[b] no prevalecerán contra ella. 19 Te daré las llaves del reino de los cielos; todo lo que ates
en la tierra quedará atado en el cielo, y todo lo que desates en la tierra quedará desatado en el
cielo.

Una mujer se disgustó por la influencia malvada que tres bares estaban teniendo en su ciudad. Ella
comenzó a pedirle a Dios que cerrarlas. Después de varios meses de la guerra espiritual, ella se
sorprendió una tarde, cuando el noticiero de la noche informó que los tres bares habían cerrado -
el mismo día!

Tenemos la autoridad, porque estamos en Cristo, y Él tiene toda autoridad.

Efesios 2:4-6

4 Pero Dios, que es rico en misericordia, por su gran amor por nosotros, 5 nos dio vida con Cristo,
aun cuando estábamos muertos en pecados. ¡Por gracia ustedes han sido salvados! 6 Y en unión
con Cristo Jesús, Dios nos resucitó y nos hizo sentar con él en las regiones celestials.

Colosenses 2:9-10
9 Toda la plenitud de la divinidad habita en forma corporal en Cristo; 10 y en él, que es la cabeza
de todo poder y autoridad, ustedes han recibido esa plenitud.

Nuestro objetivo es estar en Cristo, y lo que Él hizo por nosotros.

17 Cuando los setenta y dos regresaron, dijeron contentos:

    -Señor, hasta los demonios se nos someten en tu nombre. 18 -Yo veía a Satanás caer del cielo
como un rayo -respondió él-. 19 Sí, les he dado autoridad a ustedes para pisotear serpientes y
escorpiones y vencer todo el poder del enemigo; nada les podrá hacer daño. 20 Sin embargo, no se
alegren de que puedan someter a los espíritus, sino alégrense de que sus nombres están escritos
en el cielo.

Las armas de la serie Guerra Espiritual

Las armas de la Guerra Espiritual - La Autoridad del Creyente

Las armas de la Guerra Espiritual - Fe

Las armas de la Guerra Espiritual - El ayuno

Las armas de la Guerra Espiritual - Amor

Las armas de la Guerra Espiritual - Alabanza

Las armas de la Guerra Espiritual - La oración que prevalece

Las armas de la Guerra Espiritual - Justicia

Las armas de la Guerra Espiritual - Sufrimiento

Las armas de la Guerra Espiritual - El Nombre de Jesús

Las armas de la Guerra Espiritual - La Sangre de Cristo

Las armas de la Guerra Espiritual - La Palabra de Dios

Las armas de la Guerra Espiritual - Unidad

Las armas de la Guerra Espiritual - Fe

Hebreos 11:1-12

1 Ahora bien, la fe es la garantía de lo que se espera, la certeza de lo que no se ve. 2 Gracias a ella
fueron aprobados los antiguos. 3 Por la fe entendemos que el universo fue formado por la palabra
de Dios, de modo que lo visible no provino de lo que se ve. 4 Por la fe Abel ofreció a Dios un
sacrificio más aceptable que el de Caín, por lo cual recibió testimonio de ser justo, pues Dios aceptó
su ofrenda. Y por la fe Abel, a pesar de estar muerto, habla todavía.
5 Por la fe Enoc fue sacado de este mundo sin experimentar la muerte; no fue hallado porque Dios
se lo llevó, pero antes de ser llevado recibió testimonio de haber agradado a Dios. 6 En realidad,
sin fe es imposible agradar a Dios, ya que cualquiera que se acerca a Dios tiene que creer que él
existe y que recompensa a quienes lo buscan. 7 Por la fe Noé, advertido sobre cosas que aún no se
veían, con temor reverente construyó un arca para salvar a su familia. Por esa fe condenó al
mundo y llegó a ser heredero de la justicia que viene por la fe.

8 Por la fe Abraham, cuando fue llamado para ir a un lugar que más tarde recibiría como herencia,
obedeció y salió sin saber a dónde iba. 9 Por la fe se radicó como extranjero en la tierra prometida,
y habitó en tiendas de campaña con Isaac y Jacob, herederos también de la misma promesa. 10
porque esperaba la ciudad de cimientos sólidos, de la cual Dios es arquitecto y constructor. 11 Por
la fe Abraham, a pesar de su avanzada edad y de que Sara misma era estéril, recibió fuerza para
tener hijos, porque consideró fiel al que le había hecho la promesa. 12 Así que de este solo hombre,
ya en decadencia, nacieron descendientes numerosos como las estrellas del cielo e incontables
como la arena a la orilla del mar.

¿Qué es la Fe?

1 Ahora bien, la fe es la garantía de lo que se espera, la certeza de lo que no se ve.

¿Cuáles son las cosas que esperamos?

Cualquier deseo puesto en nuestro corazón por Dios, las cosas que podemos imaginar. Una visión
clara.

Un deseo de ser perdonados y salvados.

A desire to see a loved one find salvation.

Un llamado de Dios para servirle de una manera específica.

El deseo de ver a Dios moverse de una manera especial (renacimiento, la curación).

El deseo de algo que Dios quiere que tengamos.

El lo que se espera debe ser la voluntad de Dios. Si no se alinean con la voluntad de Dios, entonces
Él no los coloca en nuestro corazón.

La sustancia de lo que se espera

5287 hupostasis (aro os'-tas-es), un ajuste en (apoyo),

Esto es algo real que Dios nos quiere dar. Tiene sustancia. pero actualmente se ven sólo por la fe.
A.W. Tozer dijo: "La fe es ver lo invisible, pero no inexistente."

La evidencia de las cosas que no se ve.

Por la fe sabemos que Dios nos dará lo que Él ha puesto en nuestros corazones.

La fe es un don de Dios. Él nos ha dado los deseos, las cosas que se esperan, entonces empezamos
a orar y esperar en él.

1.We orar con fervor, porque tenemos un gran deseo de las cosas que se esperan.

2.We orar con perseverancia. Sabemos que Dios quiere que tengamos estos lo que se espera, y no
vamos a renunciar.

3.We orar hasta que Dios inunda nuestros corazones con la fe.

Es esencial para orar a través de, para recibir esa seguridad de parte de Dios. Es la prueba de que
Dios le dará a las cosas que se esperan. Es la convicción de lo que aún no se veían.

Las personas que oran por el perdón y la salvación debe recibir la garantía de Dios. Entonces no
habrá ninguna duda sobre su salvación.

Debemos recibir la garantía de Dios. Sin la garantía de Dios, no habrá duda. ¿Fue un deseo dado
por Dios, o simplemente mi deseo? ¿Realmente Dios me llama, o es sólo lo que quiero?

Cuando tenemos la certeza de lo que se espera, y la evidencia de las cosas que no se ve, entonces
tenemos lo que nos está esperando. Estamos seguros de que es nuestro, a pesar de que aún no ha
llegado. Esperamos en las expectativas.

Todo el proceso de la fe es mucho mayor por la Palabra de Dios. Con frecuencia Dios nos da los
deseos o "lo que se espera" a través de la Palabra de Dios. Dios también nos da a menudo la
"evidencia" o prueba de la palabra también.

La fe que agrada a Dios


5 Por la fe Enoc fue sacado de este mundo sin experimentar la muerte; no fue hallado porque Dios
se lo llevó, pero antes de ser llevado recibió testimonio de haber agradado a Dios. 6 En realidad,
sin fe es imposible agradar a Dios, ya que cualquiera que se acerca a Dios tiene que creer que él
existe y que recompensa a quienes lo buscan.

Dios honra la fe

7 Por la fe Noé, advertido sobre cosas que aún no se veían, con temor reverente construyó un arca
para salvar a su familia. Por esa fe condenó al mundo y llegó a ser heredero de la justicia que viene
por la fe. 8 Por la fe Abraham, cuando fue llamado para ir a un lugar que más tarde recibiría como
herencia, obedeció y salió sin saber a dónde iba. 9 Por la fe se radicó como extranjero en la tierra
prometida, y habitó en tiendas de campaña con Isaac y Jacob, herederos también de la misma
promesa. 10 porque esperaba la ciudad de cimientos sólidos, de la cual Dios es arquitecto y
constructor. 11 Por la fe Abraham, a pesar de su avanzada edad y de que Sara misma era estéril,
recibió fuerza para tener hijos, porque consideró fiel al que le había hecho la promesa. 12 Así que
de este solo hombre, ya en decadencia, nacieron descendientes numerosos como las estrellas del
cielo e incontables como la arena a la orilla del mar.

Las armas de la Guerra Espiritual - El ayuno

El Señor promete recompensarnos cuando ayunamos de la manera correcta

Mateo 6:16-18

16 "Cuando ayunen, no pongan cara triste como hacen los *hipócritas, que demudan sus rostros
para mostrar que están ayunando. Les aseguro que éstos ya han obtenido toda su recompensa.17
Pero tú, cuando ayunes, perfúmate la cabeza y lávate la cara18 para que no sea evidente ante los
demás que estás ayunando, sino sólo ante tu Padre, que está en lo secreto; y tu Padre, que ve lo
que se hace en secreto, te recompensará.

Moisés dos veces en ayunas durante 40 días. Obviamente, él fue posible gracias al poder del
Señor.

Éxodo 34:28

28 Y Moisés se quedó en el monte, con el SEÑOR, cuarenta días y cuarenta noches, sin comer ni
beber nada. Allí, en las tablas, escribió los términos del pacto, es decir, los diez mandamientos.

Deuteronomio 9:9

9 Cuando subí a la montaña para recibir las tablas de piedra, es decir, las tablas del *pacto que el
SEÑOR había hecho contigo, me quedé en la montaña cuarenta días y cuarenta noches, y no comí
pan ni bebí agua.
Deuteronomio 9:18

18 "Nuevamente me postré delante del SEÑOR cuarenta días y cuarenta noches, y no comí pan ni
bebí agua. Lo hice por el gran pecado que ustedes habían cometido al hacer lo malo a los ojos del
SEÑOR, provocando así su ira.

Elías fue 40 días y noches en la fuerza de la comida que Dios le dio.

1 Reyes 19:7-8

7 El ángel del SEÑOR regresó y, tocándolo, le dijo: "Levántate y come, porque te espera un largo
viaje."8 Elías se levantó, y comió y bebió. Una vez fortalecido por aquella comida, viajó cuarenta
días y cuarenta noches hasta que llegó a Horeb, el monte de Dios.

Acab ayunó, y fue honrado por Dios

1 Reyes 21:27-29

27 Cuando Acab escuchó estas palabras, se rasgó las vestiduras, se vistió de luto y ayunó. Dormía
vestido así, y andaba deprimido.28 Entonces la palabra del SEÑOR vino a Elías el tisbita y le dio
este mensaje:29 "¿Has notado cómo Acab se ha humillado ante mí? Por cuanto se ha humillado,
no enviaré esta desgracia mientras él viva, sino que la enviaré a su familia durante el reinado de su
hijo."

Daniel tenía un ayuno parcial.

Daniel 10:2-3

2 "En aquella ocasión yo, Daniel, pasé tres semanas como si estuviera de luto.3 En todo ese tiempo
no comí nada especial, ni probé carne ni vino, ni usé ningún perfume.

Los ninivitas ayuno con el arrepentimiento y la oración por tres días después de la proclamación
del juicio de Dios. Y el Señor los perdonó.

Esther pidió a los Judios a orar y ayunar durante tres días. El Señor los liberó de cualquier daño.

Ester 4:16-17

16 "Ve y reúne a todos los judíos que están en Susa, para que ayunen por mí. Durante tres días no
coman ni beban, ni de día ni de noche. Yo, por mi parte, ayunaré con mis doncellas al igual que
ustedes. Cuando cumpla con esto, me presentaré ante el rey, por más que vaya en contra de la ley.
¡Y si perezco, que perezca!" 17 Entonces Mardoqueo fue y cumplió con todas las instrucciones de
Ester.

Un misionero en Chile en ayunas todas las mañanas para marxista del presidente Salvador Allende
fuera derrocado. El 11 de septiembre de 1973, sintió que Dios quería que él para poner fin a su
ayuno y comer el desayuno ese día. Más tarde ese día, el dictador fue derrocado.

Jesús ayunó y oró durante 40 días después fue bautizado y el Espíritu vino sobre él.

Las armas de la Guerra Espiritual - Amor

Amor incondicional (ágape) viene de Dios

1 Corintios 13:1-13

1 Si hablo en *lenguas *humanas y angelicales, pero no tengo amor, no soy más que un metal que
resuena o un platillo que hace ruido.2 Si tengo el don de profecía y entiendo todos los *misterios y
poseo todo conocimiento, y si tengo una fe que logra trasladar montañas, pero me falta el amor,
no soy nada.3 Si reparto entre los pobres todo lo que poseo, y si entrego mi cuerpo para que lo
consuman las llamas, pero no tengo amor, nada gano con eso.

4 El amor es paciente, es bondadoso. El amor no es envidioso ni jactancioso ni orgulloso.5 No se


comporta con rudeza, no es egoísta, no se enoja fácilmente, no guarda rencor.6 El amor no se
deleita en la maldad sino que se regocija con la verdad.7 Todo lo disculpa, todo lo cree, todo lo
espera, todo lo soporta.8 El amor jamás se extingue, mientras que el don de profecía cesará, el de
lenguas será silenciado y el de conocimiento desaparecerá.9 Porque conocemos y profetizamos de
manera imperfecta;10 pero cuando llegue lo perfecto, lo imperfecto desaparecerá.11 Cuando yo
era niño, hablaba como niño, pensaba como niño, razonaba como niño; cuando llegué a ser
adulto, dejé atrás las cosas de niño.12 Ahora vemos de manera indirecta y velada, como en un
espejo; pero entonces veremos cara a cara. Ahora conozco de manera imperfecta, pero entonces
conoceré tal y como soy conocido. 13 Ahora, pues, permanecen estas tres virtudes: la fe, la
esperanza y el amor. Pero la más excelente de ellas es el amor.

El amor nunca deja porque Dios es amor, y Dios nunca falla.

1 Juan 4:16

16 Y nosotros hemos llegado a saber y creer que Dios nos ama.

Dios es amor. El que permanece en amor, permanece en Dios, y Dios en él.

Dios nos llena con su amor - el amor ágape.


Romanos 5:5

5 Y esta esperanza no nos defrauda, porque Dios ha derramado su amor en nuestro corazón por el
Espíritu Santo que nos ha dado.

Debemos amar a Dios con todo nuestro ser, y amar a los demás como a nosotros mismos.

Marcos 12:30-31

30 Ama al Señor tu Dios con todo tu corazón, con toda tu alma, con toda tu mente y con todas tus
fuerzas." 31 El segundo es: "Ama a tu prójimo como a ti mismo." No hay otro mandamiento más
importante que éstos.

Juan 13:34-35

34 "Este mandamiento nuevo les doy: que se amen los unos a los otros. Así como yo los he amado,
también ustedes deben amarse los unos a los otros.35 De este modo todos sabrán que son mis
discípulos, si se aman los unos a los otros.

Promete a los que aman a Dios

Santiago 1:12

12 *Dichoso el que resiste la *tentación porque, al salir aprobado, recibirá la corona de la vida que
Dios ha prometido a quienes lo aman.

Santiago 2:5

5 Escuchen, mis queridos hermanos: ¿No ha escogido Dios a los que son pobres según el mundo
para que sean ricos en la fe y hereden el reino que prometió a quienes lo aman?

Romanos 8:28

28 Ahora bien, sabemos que Dios dispone todas las cosas para el bien de quienes lo aman, los que
han sido llamados de acuerdo con su propósito.

1 Corintios 2:9

9 Sin embargo, como está escrito:

          "Ningún ojo ha visto,

          ningún oído ha escuchado,


    ninguna mente humana ha concebido

          lo que Dios ha preparado para quienes lo aman."

Las armas de la Guerra Espiritual - Alabanza

Dios nos pide que le alaban

Hebreos 13:15

15 Así que ofrezcamos continuamente a Dios, por medio de Jesucristo, un sacrificio de alabanza, es
decir, el fruto de los labios que confiesan su nombre.

Salmos 150:1-6

  1 *¡Aleluya! ¡Alabado sea el SEÑOR!

          Alaben a Dios en su santuario,

          alábenlo en su poderoso firmamento.

2 Alábenlo por sus proezas,

          alábenlo por su inmensa grandeza.

3 Alábenlo con sonido de trompeta,

          alábenlo con el arpa y la lira.

4 Alábenlo con panderos y danzas,

          alábenlo con cuerdas y flautas.

5 Alábenlo con címbalos sonoros,

          alábenlo con címbalos resonantes.

    6 ¡Que todo lo que respira alabe al SEÑOR!

          *¡Aleluya! ¡Alabado sea el SEÑOR!

Dios habita en las alabanzas de su pueblo

2 Crónicas 5:13-14

13 Los trompetistas y los cantores alababan y daban gracias al SEÑOR al son de trompetas,
címbalos y otros instrumentos musicales. Y cuando tocaron y cantaron al unísono: "El SEÑOR es
bueno; su gran amor perdura para siempre", una nube cubrió el templo del SEÑOR.14 Por causa de
la nube, los sacerdotes no pudieron celebrar el culto, pues la gloria del SEÑOR había llenado el
templo.
Salmos 100:4

4 Entren por sus *puertas con acción de gracias;

          vengan a sus atrios con himnos de alabanza;

          denle gracias, alaben su *nombre.

Salmos 22:3

3 Pero tú eres santo, tú eres rey,

          ¡tú eres la alabanza de Israel!

Hay poder en la alabanza

Judá y Alabanza

En 2 Crónicas 20, las naciones de Amón y de Moab y del monte de Seir fueron contra Judá. El
pueblo de Judá fueron superados en número mal, pero Dios les dijo que la batalla por ellos.
Cantantes salió delante del ejército para alabar al Señor y el Señor derrotó al enemigo.

2 Crónicas 20:21-22

21 Después de consultar con el pueblo, Josafat designó a los que irían al frente del ejército para
cantar al SEÑOR y alabar el esplendor de su santidad con el cántico: "Den gracias al SEÑOR; su
gran amor perdura para siempre." 22 Tan pronto como empezaron a entonar este cántico de
alabanza, el SEÑOR puso emboscadas contra los amonitas, los moabitas y los del monte de Seír
que habían venido contra Judá, y los derrotó.

Esto es realmente interesante - Judá significa "alabanza" (Génesis 29:35). Por lo tanto 2 Crónicas
20:22 se puede leer de la siguiente manera: 22 Cuando comenzaron a cantar y alabar las
emboscadas del Señor contra los hijos de Amón y de Moab y del monte de Seir que estaban
invadiendo Judá (alabanza) y fueron derrotados.

Pablo y Silas alababan a Dios en la cárcel

Hechos 16:25-26
25 A eso de la medianoche, Pablo y Silas se pusieron a orar y a cantar himnos a Dios, y los otros
presos los escuchaban.26 De repente se produjo un terremoto tan fuerte que la cárcel se
estremeció hasta sus cimientos. Al instante se abrieron todas las puertas y a los presos se les
soltaron las cadenas.

Vamos a alabar al Señor por toda la eternidad

Apocalipsis 5:11-14

11 Luego miré, y oí la voz de muchos ángeles que estaban alrededor del trono, de los seres
vivientes y de los ancianos. El número de ellos era millares de millares y millones de millones.12
Cantaban con todas sus fuerzas:

          "¡Digno es el Cordero, que ha sido sacrificado,

    de recibir el poder,

    la riqueza y la sabiduría,

    la fortaleza y la honra,

    la gloria y la alabanza!"

13 Y oí a cuanta criatura hay en el cielo, y en la tierra, y debajo de la tierra y en el mar, a todos en


la creación, que cantaban:

          "¡Al que está sentado en el trono y al Cordero,

    sean la alabanza y la honra, la gloria y el poder,

                por los siglos de los siglos!"

14 Los cuatro seres vivientes exclamaron: "¡Amén!", y los ancianos se postraron y adoraron.

Las armas de la Guerra Espiritual - La oración que prevalece

Santiago 5:16

16 Por eso, confiésense unos a otros sus pecados, y oren unos por otros, para que sean sanados. La
oración del justo es poderosa y eficaz.

Salmo 81:10

Abre bien la boca, y te la llenaré.


La oración debe ser persistente y ferviente

Lucas 11:1-13

1 Un día estaba Jesús orando en cierto lugar. Cuando terminó, le dijo uno de sus discípulos:

    -Señor, enséñanos a orar, así como Juan enseñó a sus discípulos.

2 Él les dijo:

    -Cuando oren, digan:

          ""Padre,

    *santificado sea tu nombre.

    Venga tu reino.

3 Danos cada día nuestro pan cotidiano.

4 Perdónanos nuestros pecados,

          porque también nosotros perdonamos a todos los que nos ofenden.

    Y no nos metas en *tentación."

5 "Supongamos -continuó- que uno de ustedes tiene un amigo, y a medianoche va y le dice:


"Amigo, préstame tres panes,6 pues se me ha presentado un amigo recién llegado de viaje, y no
tengo nada que ofrecerle." 7 Y el que está adentro le contesta: "No me molestes. Ya está cerrada
la puerta, y mis hijos y yo estamos acostados. No puedo levantarme a darte nada." 8 Les digo que,
aunque no se levante a darle pan por ser amigo suyo, sí se levantará por su impertinencia y le dará
cuanto necesite.  9 "Así que yo les digo: Pidan, y se les dará; busquen, y encontrarán; llamen, y se
les abrirá la puerta.10 Porque todo el que pide, recibe; el que busca, encuentra; y al que llama, se
le abre. 11 "¿Quién de ustedes que sea padre, si su hijo le pide[f]un pescado, le dará en cambio una
serpiente?12 ¿O si le pide un huevo, le dará un escorpión? 13 Pues si ustedes, aun siendo malos,
saben dar cosas buenas a sus hijos, ¡cuánto más el Padre celestial dará el Espíritu Santo a quienes
se lo pidan!
El hombre de la parábola va a un amigo en busca de ayuda en nombre de otro amigo que había
venido a él. Que es la intercesión, en busca de la bendición de Dios para quienes lo necesitan.

5 "Supongamos -continuó- que uno de ustedes tiene un amigo, y a medianoche va y le dice:


"Amigo, préstame tres panes,6 pues se me ha presentado un amigo recién llegado de viaje, y no
tengo nada que ofrecerle."

¿Está intercediendo por los demás? ¿Estás orando por aquellos que necesitan la salvación? ¿Estás
orando por aquellos que necesitan la sanidad? ¿Estás orando por sus seres queridos, tal vez sus
hijos o nietos?

Nuestras oraciones deben ser agresivos

7 Y el que está adentro le contesta: "No me molestes. Ya está cerrada la puerta, y mis hijos y yo
estamos acostados. No puedo levantarme a darte nada."

Nuestras oraciones deben ser en negrilla

8 Les digo que, aunque no se levante a darle pan por ser amigo suyo, sí se levantará por su
impertinencia y le dará cuanto necesite.

Nuestras oraciones deben estar aumentando en intensidad - Preguntar, buscar, llamar!

9 "Así que yo les digo: Pidan, y se les dará; busquen, y encontrarán; llamen, y se les abrirá la
puerta.10 Porque todo el que pide, recibe; el que busca, encuentra; y al que llama, se le abre.

Nuestras oraciones deben ser hechas en la fe a nuestro Padre Celestial.

11 "¿Quién de ustedes que sea padre, si su hijo le pide[f]un pescado, le dará en cambio una
serpiente?12 ¿O si le pide un huevo, le dará un escorpión?

Nuestras oraciones deben ser para el Ministerio del Espíritu Santo

13 Pues si ustedes, aun siendo malos, saben dar cosas buenas a sus hijos, ¡cuánto más el Padre
celestial dará el Espíritu Santo a quienes se lo pidan!
Efesios 3:16-21

16 Le pido que, por medio del Espíritu y con el poder que procede de sus gloriosas riquezas, los
fortalezca a ustedes en lo íntimo de su ser,17 para que por fe Cristo habite en sus corazones. Y pido
que, arraigados y cimentados en amor,18 puedan comprender, junto con todos los *santos, cuán
ancho y largo, alto y profundo es el amor de Cristo;19 en fin, que conozcan ese amor que
sobrepasa nuestro conocimiento, para que sean llenos de la plenitud de Dios. 20 Al que puede
hacer muchísimo más que todo lo que podamos imaginarnos o pedir, por el poder que obra
eficazmente en nosotros,21 ¡a él sea la gloria en la iglesia y en Cristo Jesús por todas las
generaciones, por los siglos de los siglos! Amén.

Las armas de la Guerra Espiritual - Justicia

Nuestra justicia es por la fe en el Señor

Romanos 1:17

17 De hecho, en el evangelio se revela la justicia que proviene de Dios, la cual es por fe de principio
a fin, tal como está escrito: "El justo vivirá por la fe."

Hay cientos de promesas en la Biblia respecto a las bendiciones de la justicia. Éstos son algunos:

Mateo 6:33

33 Más bien, busquen primeramente el reino de Dios y su justicia, y todas estas cosas les serán
añadidas.

Salmos 1:5-6

5 Por eso no se sostendrán los malvados en el juicio,

          ni los pecadores en la asamblea de los justos.

    6 Porque el SEÑOR cuida el *camino de los justos,

          mas la senda de los malos lleva a la perdición.

Salmos 5:12

12 Porque tú, SEÑOR, bendices a los justos;

          cual escudo los rodeas con tu buena voluntad.

Salmos 34:17
17 Los justos claman, y el SEÑOR los oye;

          los libra de todas sus angustias.

Salmos 34:19-20

19 Muchas son las angustias del justo,

          pero el SEÑOR lo librará de todas ellas;

20 le protegerá todos los huesos,

          y ni uno solo le quebrarán.

Salmos 92:12-15

12 Como palmeras florecen los justos;

          como cedros del Líbano crecen.

13 Plantados en la casa del SEÑOR,

          florecen en los atrios de nuestro Dios.

14 Aun en su vejez, darán fruto;

          siempre estarán vigorosos y lozanos,

15 para proclamar: "El SEÑOR es justo;

          él es mi *Roca, y en él no hay injusticia."

Salmos 112:4

4 Para los justos la luz brilla en las tinieblas.

Proverbios 10:16

16 El salario del justo es la vida;

          la ganancia del malvado es el pecado.

Proverbios 11:23

23 Los deseos de los justos terminan bien;

          la esperanza de los malvados termina mal.


Proverbios 18:10

10 Torre inexpugnable es el nombre del SEÑOR;

          a ella corren los justos y se ponen a salvo.

Proverbios 24:15-16

15 No aceches cual malvado la casa del justo,

          ni arrases el lugar donde habita;

16 porque siete veces podrá caer el justo,

          pero otras tantas se levantará;

    los malvados, en cambio,

          se hundirán en la desgracia.

Santiago 5:16

16 Por eso, confiésense unos a otros sus pecados, y oren unos por otros, para que sean sanados. La
oración del justo es poderosa y eficaz.

Nuestra justicia proviene de Jesucristo

1 Corintios 1:30-31

30 Pero gracias a él ustedes están unidos a Cristo Jesús, a quien Dios ha hecho nuestra sabiduría —
es decir, nuestra *justificación, *santificación y redención—31 para que, como está escrito: «Si
alguien ha de gloriarse, que se gloríe en el Señor.»

Las armas de la Guerra Espiritual - Sufrimiento

Dios tenía un Hijo sobre la tierra sin pecado, pero nunca uno sin sufrimiento. agustín

Dios puede usar el sufrimiento que nos ayude a alejarse del pecado

1 Pedro 4:1-2

1 Por tanto, ya que *Cristo sufrió en el cuerpo, asuman también ustedes la misma actitud; porque
el que ha sufrido en el *cuerpo ha roto con el pecado,2 para vivir el resto de su vida terrenal no
satisfaciendo sus pasiones *humanas sino cumpliendo la voluntad de Dios.
Dios puede usar el sufrimiento para hacernos fructíferos

Hechos 9:15-16

15 -¡Ve! -insistió el Señor-, porque ese hombre es mi instrumento escogido para dar a conocer mi
nombre tanto a las *naciones y a sus reyes como al pueblo de Israel.16 Yo le mostraré cuánto
tendrá que padecer por mi nombre.

Sin dolor no hay palma sin espinas, sin trono, sin agallas, sin gloria, sin cruz, sin corona. William
Penn

Dios puede usar el sufrimiento para hacernos semejantes a Cristo

Filipenses 3:10

10 Lo he perdido todo a fin de conocer a Cristo, experimentar el poder que se manifestó en su


resurrección, participar en sus sufrimientos y llegar a ser semejante a él en su muerte.

Romanos 8:16-17

16 El Espíritu mismo le asegura a nuestro espíritu que somos hijos de Dios.17 Y si somos hijos,
somos herederos; herederos de Dios y coherederos con Cristo, pues si ahora sufrimos con él,
también tendremos parte con él en su gloria.

Dios puede usar el sufrimiento para bendecir a la iglesia

Colosenses 1:24

24 Ahora me alegro en medio de mis sufrimientos por ustedes, y voy completando en mí mismo lo
que falta de las aflicciones de Cristo, en favor de su cuerpo, que es la iglesia.

Dios puede usar el sufrimiento para fortalecernos

2 Corintios 12:10

10 Por eso me regocijo en debilidades, insultos, privaciones, persecuciones y dificultades que sufro
por Cristo; porque cuando soy débil, entonces soy fuerte.

Dios puede usar el sufrimiento para hacernos una bendición para otros

2 Corintios 1:3-6
3 Alabado sea el Dios y Padre de nuestro Señor Jesucristo, Padre misericordioso y Dios de toda
consolación,4 quien nos consuela en todas nuestras tribulaciones para que con el mismo consuelo
que de Dios hemos recibido, también nosotros podamos consolar a todos los que sufren.5 Pues así
como participamos abundantemente en los sufrimientos de Cristo, así también por medio de él
tenemos abundante consuelo.6 Si sufrimos, es para que ustedes tengan consuelo y salvación; y si
somos consolados, es para que ustedes tengan el consuelo que los ayude a soportar con paciencia
los mismos sufrimientos que nosotros padecemos.

Dios puede usar el sufrimiento para demostrar que somos en Cristo

Marcos 10:29-30

29 -Les aseguro -respondió Jesús- que todo el que por mi causa y la del *evangelio haya dejado
casa, hermanos, hermanas, madre, padre, hijos o terrenos,30 recibirá cien veces más ahora en
este tiempo (casas, hermanos, hermanas, madres, hijos y terrenos, aunque con persecuciones); y
en la edad venidera, la vida eterna.

2 Timoteo 3:12-13

12 Así mismo serán perseguidos todos los que quieran llevar una vida piadosa en Cristo Jesús,13
mientras que esos malvados embaucadores irán de mal en peor, engañando y siendo engañados.

Las armas de la Guerra Espiritual - El Nombre de Jesús

Estamos a la adoración en el nombre de Jesús.

Filipenses 2:9-11

9 Por eso Dios lo exaltó hasta lo sumo

          y le otorgó el nombre

          que está sobre todo nombre,

10 para que ante el nombre de Jesús

          se doble toda rodilla

    en el cielo y en la tierra

          y debajo de la tierra,

11 y toda lengua confiese que Jesucristo es el Señor,

          para gloria de Dios Padre.


Debemos orar en el Nombre de Jesús.

Juan 14:13-14

13 Cualquier cosa que ustedes pidan en mi nombre, yo la haré; así será glorificado el Padre en el
Hijo.14 Lo que pidan en mi nombre, yo lo haré.

Juan 15:16

16 No me escogieron ustedes a mí, sino que yo los escogí a ustedes y los comisioné para que vayan
y den fruto, un fruto que perdure. Así el Padre les dará todo lo que le pidan en mi nombre.

Estamos para dar la bienvenida en el Nombre de Jesús.

Mateo 18:4-5

4 Por tanto, el que se humilla como este niño será el más grande en el reino de los cielos.

5 "Y el que recibe en mi nombre a un niño como éste, me recibe a mí.

Nos puede mandar los demonios en el Nombre de Jesús

Hechos 16:18

18 Así continuó durante muchos días. Por fin Pablo se molestó tanto que se volvió y reprendió al
espíritu:

    -¡En el nombre de *Jesucristo, te ordeno que salgas de ella!

    Y en aquel mismo momento el espíritu la dejó.

El Nombre de Jesús es poderosa en la curación.

Hechos 3:6-7

6 -No tengo plata ni oro -declaró Pedro-, pero lo que tengo te doy. En el nombre de *Jesucristo de
Nazaret, ¡levántate y anda!

7 Y tomándolo por la mano derecha, lo levantó. Al instante los pies y los tobillos del hombre
cobraron fuerza.

Hechos 3:16

16 Por la fe en el nombre de Jesús, él ha restablecido a este hombre a quien ustedes ven y conocen.
Esta fe que viene por medio de Jesús lo ha sanado por completo, como les consta a ustedes.
Hemos de predicar en nombre de Jesús.

Hechos 4:17-20

17 Pero para evitar que este asunto siga divulgándose entre la gente, vamos a amenazarlos para
que no vuelvan a hablar de ese nombre a nadie."

18 Los llamaron y les ordenaron terminantemente que dejaran de hablar y enseñar acerca del
nombre de Jesús.19 Pero Pedro y Juan replicaron:

    -¿Es justo delante de Dios obedecerlos a ustedes en vez de obedecerlo a él? ¡Júzguenlo ustedes
mismos!20 Nosotros no podemos dejar de hablar de lo que hemos visto y oído.

Podemos sufrir por el Nombre de Jesús

Hechos 5:41

41 Así, pues, los apóstoles salieron del Consejo, llenos de gozo por haber sido considerados dignos
de sufrir afrentas por causa del Nombre.

Las armas de la Guerra Espiritual - La Sangre de Cristo

Somos reconciliados con Dios por medio de la Sangre de Cristo

Colosenses 1:19-20

19 Porque a Dios le agradó habitar en él con toda su plenitud

20 y, por medio de él, reconciliar consigo todas las cosas,

    tanto las que están en la tierra como las que están en el cielo,

          haciendo la paz mediante la sangre que derramó en la cruz.

Apocalipsis 5:9-10

9 Y entonaban este nuevo cántico:

          "Digno eres de recibir el rollo escrito

          y de romper sus sellos,

    porque fuiste sacrificado,

          y con tu sangre compraste para Dios


          gente de toda raza, lengua, pueblo y nación.

10 De ellos hiciste un reino;

          los hiciste sacerdotes al servicio de nuestro Dios,

          y reinarán sobre la tierra."

Efesios 1:7

7 En él tenemos la redención mediante su sangre, el perdón de nuestros pecados, conforme a las


riquezas de la gracia.

La naturaleza de la salvación de Cristo es lamentablemente tergiversado por el evangelista de hoy


en día. Se anuncia un Salvador del infierno en vez de un Salvador del pecado. Y es por eso que
tantos son fatalmente engañado, porque hay multitudes que desean escapar del lago de fuego
que no tienen ningún deseo de ser liberado de su carnalidad y mundanalidad. Arthur W. Pink

Efesios 2:13

13 Pero ahora en Cristo Jesús, a ustedes que antes estaban lejos, Dios los ha acercado mediante la
sangre de Cristo.

1 Pedro 1:18-19

18 Como bien saben, ustedes fueron rescatados de la vida absurda que heredaron de sus
antepasados. El precio de su rescate no se pagó con cosas perecederas, como el oro o la plata,19
sino con la preciosa sangre de Cristo, como de un cordero sin mancha y sin defecto.

Romanos 5:8-9

8 Pero Dios demuestra su amor por nosotros en esto: en que cuando todavía éramos pecadores,
Cristo murió por nosotros. 9 Y ahora que hemos sido justificados por su sangre, ¡con cuánta más
razón, por medio de él, seremos salvados del castigo de Dios!

Somos purificados por la Sangre de Cristo

1 Juan 1:7

7 Pero si vivimos en la luz, así como él está en la luz, tenemos comunión unos con otros, y la sangre
de su Hijo Jesucristo nos limpia de todo pecado.
Estamos a participar en la Sangre de Cristo

Juan 6:53-56

53 -Ciertamente les aseguro -afirmó Jesús- que si no comen la carne del Hijo del hombre ni beben
su sangre, no tienen realmente vida.54 El que come mi carne y bebe mi sangre tiene vida eterna, y
yo lo resucitaré en el día final.55 Porque mi carne es verdadera comida y mi sangre es verdadera
bebida.56 El que come mi carne y bebe mi sangre, permanece en mí y yo en él.

1 Corintios 11:25

25 De la misma manera, después de cenar, tomó la copa y dijo: "Esta copa es el nuevo pacto en mi
sangre; hagan esto, cada vez que beban de ella, en memoria de mí."

Podemos entrar en la presencia de Dios por la Sangre de Cristo

Hebreos 10:19

19 Así que, hermanos, mediante la sangre de Jesús, tenemos plena libertad para entrar en el Lugar
Santísimo,

Las armas de la Guerra Espiritual - La Palabra de Dios

La Palabra de Dios nos lleva a Él.

1 Pedro 1:23

23 Pues ustedes han nacido de nuevo, no de simiente perecedera, sino de simiente imperecedera,
mediante la palabra de Dios que vive y permanece.

1 Tesalonicenses 2:13

13 Así que no dejamos de dar gracias a Dios, porque al oír ustedes la palabra de Dios que les
predicamos, la aceptaron no como palabra *humana sino como lo que realmente es, palabra de
Dios, la cual actúa en ustedes los creyentes.

La Palabra de Dios es una espada empuñada por el Espíritu Santo, penetrando en el corazón de
los hombres

Efesios 6:17

17 Tomen el casco de la salvación y la espada del Espíritu, que es la palabra de Dios.


Hebreos 4:12

12 Ciertamente, la palabra de Dios es viva y poderosa, y más cortante que cualquier espada de dos
filos. Penetra hasta lo más profundo del alma y del espíritu, hasta la médula de los huesos, y juzga
los pensamientos y las intenciones del corazón.

La Palabra de Dios es como un martillo

Jeremías 23:29

29 ¿No es acaso mi palabra como fuego, y como martillo que pulveriza la roca? -afirma el SEÑOR-.

La Palabra de Dios es nuestro alimento espiritual

Mateo 4:4

4 Jesús le respondió:

    -Escrito está: "No sólo de pan vive el hombre, sino de toda palabra que sale de la boca de Dios."

La Palabra de Dios nos equipa para toda buena obra

2 Timoteo 3:16-17

16 Toda la Escritura es inspirada por Dios y útil para enseñar, para reprender, para corregir y para
instruir en la justicia,17 a fin de que el siervo de Dios esté enteramente capacitado para toda
buena obra.

La Palabra de Dios no está encadenada. Siempre es trabajo

2 Timoteo 2:8-9

8 No dejes de recordar a Jesucristo, descendiente de David, *levantado de entre los muertos. Este
es mi *evangelio,9 por el que sufro al extremo de llevar cadenas como un criminal. Pero la palabra
de Dios no está encadenada

Las armas de la Guerra Espiritual - Unidad

Hay alegría en la Unidad

Salmos 133:1-3

1 ¡Cuán bueno y cuán agradable es


          que los hermanos convivan en armonía!

2 Es como el buen aceite que, desde la cabeza,

          va descendiendo por la barba,

    por la barba de Aarón,

          hasta el borde de sus vestiduras.

3 Es como el rocío de Hermón

          que va descendiendo sobre los montes de *Sión.

    Donde se da esta armonía,

          el SEÑOR concede bendición y vida eterna.

La unidad es productiva

Génesis 11:5-8

5 Pero el SEÑOR bajó para observar la ciudad y la torre que los *hombres estaban construyendo,6
y se dijo: "Todos forman un solo pueblo y hablan un solo idioma; esto es sólo el comienzo de sus
obras, y todo lo que se propongan lo podrán lograr.7 Será mejor que bajemos a confundir su
idioma, para que ya no se entiendan entre ellos mismos." 8 De esta manera el SEÑOR los dispersó
desde allí por toda la tierra, y por lo tanto dejaron de construir la ciudad.

Hay fuerza en la unidad

Eclesiastés 4:9-12

9 Más valen dos que uno,

          porque obtienen más fruto de su esfuerzo.

10 Si caen, el uno levanta al otro.

          ¡Ay del que cae

          y no tiene quien lo levante!

11 Si dos se acuestan juntos,

          entrarán en calor;

          uno solo ¿cómo va a calentarse?

12 Uno solo puede ser vencido,

          pero dos pueden resistir.


    ¡La cuerda de tres hilos

          no se rompe fácilmente!

Hay poder en la Unidad

Hechos 2:44-47

44 Todos los creyentes estaban juntos y tenían todo en común:45 vendían sus propiedades y
posesiones, y compartían sus bienes entre sí según la necesidad de cada uno.46 No dejaban de
reunirse en el *templo ni un solo día. De casa en casa partían el pan y compartían la comida con
alegría y generosidad,47 alabando a Dios y disfrutando de la estimación general del pueblo. Y cada
día el Señor añadía al grupo los que iban siendo salvos.

La unidad ha sido bendecida por Dios

Mateo 18:19-20

19 "Además les digo que si dos de ustedes en la tierra se ponen de acuerdo sobre cualquier cosa
que pidan, les será concedida por mi Padre que está en el cielo.20 Porque donde dos o tres se
reúnen en mi nombre, allí estoy yo en medio de ellos.