Está en la página 1de 18

UNIVERSIDAD DE GUAYAQUIL

FACULTAD DE CIENCIAS MÉDICAS


CARRERA DE MEDICINA
CÁTEDRA DE HIGIENE Y PREVENTIVA

TÍTULO:
OFIDIOTOXICOSIS
Alumnos:

Stephany Bustamante Cuadrado


Tyron Alexander Yunda Sánchez
Rebeca Marcela Cuesta Díaz
Katherine Dennis Suárez Cobos
Alisson Liseth Franco Gómez
Dayana Del Mar Reynel Riofrio
Melanie Ariana Canchingre Vilema
Ivett Stefany Acaro Olmedo

Docente:
Dr. Jefferson Gallardo León

GRUPO 15
SUBGRUPO 5
CICLO 2019-2020 CII
ÍNDICE
Mordedura de serpientes ______________________________________________________ 1
Gaceta epidemiológica de ecuador _______________________________________________ 1
2017 _____________________________________________________________________ 1
2018 _____________________________________________________________________ 2
2019 _____________________________________________________________________ 3
Cuadro clínico de los accidentes causados por serpientes de los géneros Bothrops, Lachesis,
Micrurus y Crotalus. __________________________________________________________ 3
Accidente botrópico __________________________________________________________ 4
Indicación del test alérgico de sensibilidad para suero heterólogo _____________________ 5
GUIA PARA LA PROFILAXIS DEL TETANOS EN CASO DE HERIDAS _______________________ 8
ACCIDENTE LAQUETICO ________________________________________________________ 9
ENVENENAMIENTO ELAPÍDICO (SERPIENTE DE CORAL) _____________________________ 10
Acción del veneno _________________________________________________________ 10
Cuadro clínico ____________________________________________________________ 10
Cuadro de accidentes laquético y elapídico: orientación para el tratamiento específico.
________________________________________________________________________ 11
ENVENENAMIENTO CROTÁLICO (“VIBORA CASCABEL”) _____________________________ 11
Accidente Crotálico _______________________________________________________ 11
-Clasificación del accidente crotálico _________________________________________ 13
SERPIENTES NO VENENOSAS ___________________________________________________ 13
Serpientes no venenosas: Boidae Colubridae __________________________________ 14
Síntomas ________________________________________________________________ 15
Crótalos o víboras de foseta_________________________________________________ 15
BIBLIOGRAFÍA ______________________________________________________________ 16
Mordedura de serpientes

Las serpientes venenosas de interés medico pertenecen a los géneros Crotalus, Micrurus,
Lacheis y Bothrops. Este último incluye los nuevos generos: Bothriopsis y Porthidium,
en el Ecuador no se encuentran serpientes del genero Crotalus, pero debemos agregar del
genero Leptomicrurus y Pelamis que son serpientes marinas.
La mayoría de accidentes son causados por las serpientes del genero Bothrops (73,1%),
seguido de Crotalus (6,2%), Lacheis (1,1%), no venenosas (3,0%) y otros. En el Ecuador
al menos el 90% de los accidentes son botropicos.
En el Ecuador están descritas 230 variedades de serpientes, de las cuales 41 son de
serpientes venenosas, 24 de la familia Elapidae (2 de género Leptomicrurus, 21 de género
Micrurus, 1 de género Pelamis) y 17 de la familia Viperidae (1 de género Bothriechis, 3
de género Bothriopsis, 3 de género Bothrocophias, 6 de género Bothrops, 2 de género
Lachesis, 2 de género Porthidium) (Valarezo, 2017).
Los venenos de las serpientes poseen varias fracciones, responsables de las alteraciones
en los accidentes. Esas fracciones son de naturaleza y concentración diferentes en los
diversos géneros de serpientes.
El conocimiento de los efectos por ellas producidos ayuda al diagnóstico, permitiendo la
indicación terapéutica más adecuada.
Aunque se desconoce el número exacto de mordeduras de serpiente, se calcula que
afectan a unos 5,4 millones de personas al año, de las cuales unos 2,7 millones se
envenenan.
Las mordeduras de serpiente causan aproximadamente entre 81 000 y 138 000 muertes al
año, y alrededor del triple de casos de amputación y discapacidad permanente.
Las mordeduras de serpientes venenosas pueden producir parálisis, con el consiguiente
paro respiratorio, trastornos hemorrágicos potencialmente mortales, insuficiencia renal
irreversible o daños tisulares que pueden necesitar amputación y causar otras
discapacidades permanentes.
Los más afectados son los trabajadores agrícolas y los niños. Los efectos suelen ser más
graves en los niños que en los adultos, debido a que tienen menos masa corporal (OMS,
2019)

Gaceta epidemiológica de ecuador

2017
En la SE52 se reportan 11 casos de Mordedura de Serpientes; Hasta esta semana el
número de casos reportados es de 1.448. La provincia que reporta mayor número de casos
es Manabí 16,4% (238) de los casos reportados.
El grupo de edad más afectado es el de 20 a 49 años predominando el sexo masculino que
pudiera estar relacionado con factores de exposición laboral.

1
Del total de casos notificados, 203 han sido clasificados como mordedura de serpiente
grave que corresponde al 14,2% del total de casos.

2018
En la SE52 se reportan 10 casos de Mordeduras de Serpientes. La provincia que reporta
mayor número de casos es Manabí con el 17.88% (232casos) del total de casos reportados.
El grupo de edad más afectado es el de 20 a 49 años predominando el sexo masculino que
pudiera estar relacionado con factores de exposición laboral.
Del total de casos notificados, 196 han sido clasificados como mordedura de serpiente
grave que corresponde al 15.11% del total de casos.

2
2019
En la SE50 se reportan 22 casos de Mordeduras de Serpientes. La provincia que reporta
mayor número de casos es Manabí con el 18.13% (270casos) del total de casos reportados.
Del total de casos notificados, 241 han sido clasificados como mordedura de serpiente
grave que corresponde al 16.19% del total de casos (MSP, 2019).

2020
En la SE06 se reportan 19 casos de Mordeduras de serpientes. La provincia que reporta
mayor número de casos es Morona Santiago con el 15,27% (20casos) del total de casos
reportados. Del total de casos notificados, 19 han sido clasificados como mordedura de
serpiente grave que corresponde al 14,50% del total de casos.

Cuadro clínico de los accidentes causados por serpientes de los géneros


Bothrops, Lachesis, Micrurus y Crotalus.
Síntomas y signos
Síntomas y signos
Género de la (hasta 6 horas
Acciones del veneno (12 horas después
serpiente después del
del accidente)
accidente)

3
Dolor, edema, calor y
rubor inmediato en el
Ampollas, equimosis,
Proteolítica lugar de la mordida.
necrosis, oliguria y
Bothrops Coagulante Aumento del tiempo
anuria (Insuficiencia
Hemorrágica de coagulación.
renal)
Hemorragia y shock
en casos graves

Proteolítica
Pocos casos estudiados, manifestaciones
Coagulante
Lachesis clínicas semejantes a Bothrops.
Hemorrágica
Bradicardia, hipotensión arterial y diarrea.
Neurotóxica
Ptosis palpebral, diplopía, oftalmoplejía,
sialorrea, dificultad de deglución e
Micrurus Neurotóxica
insuficiencia respiratoria aguda de instalación
precoz
Aumento del TC Orina de “agua de
Coagulante Mialgia generalizada carne”. Evoluciona
Crotalus Miotóxica Alteraciones visuales: con mioglobinuria,
Neurotóxica diplopía, anisocoria, anuria, insuficiencia
ptosis palpebral renal aguda

Accidente botrópico

Este accidente es causado por serpientes del género Bothrops, entre las cuales se destacan
Bothrops jararaca (jararaca), Bothrops neuwiedi (jararaca de rabo blanco), Bothrops
erythomelas (jararaca de la seca), Bothrops moojeni (caicaca), Bothrops jararacussu
(jararacuzu), Bothrops alternatus (urutu cruzeiro), Bothrops atrox, entre otras. Las más
importante en el Ecuador son: Bothrops asper (serpiente X) y Bothrops atrox (pitalala,
jergón, hoja podrida).
El veneno botrópico posee principalmente las fracciones proteolítica, coagulante y
vasculotóxico, que determinan manifestaciones precoces, en general una a tres horas
después del accidente. La acción proteolítica se caracteriza por edema local firme,
acompañado de dolor que puede variar de discreto a intenso, ampollas, necrosis y abcesos.
La fracción vasculotóxica se manifiesta por hemorragias debido a la lesión vascular,
equimosis y sangrado, tales como epistaxis y gingivorragia. La acción coagulante se
manifiesta por alteración en el tiempo de coagulación (TC). En los casos de inoculación
de grandes cantidades de veneno, puede ocurrir choque, por liberación de bradicinina.
El tratamiento específico debe ser realizado con el suero antibotrópico, o por la fracción
específica del suero antibotrópico-crotálico o antibotrópico-laquético, y la dosis debe
calcularse de acuerdo con la gravedad clínica.

4
Cuadro de Accidente brotrópico: Clasificación referente a la gravedad y
sueroterapia.
Manifestaciones y Clasificación de la gravedad
tratamiento Leves Moderadas Graves
Manifestaciones Discretas Evidentes Graves
locales
(dolor, edema,
equimosis)
Manifestaciones Ausentes Ausentes o presentes Evidentes
sistémicas
(hemorragia grave,
choque, anuria)
Tiempo de Normal Normal o alterado Alterado
coagulación (TC)
Cantidad aproximada 100 200 300
de veneno a ser
neutralizado (mg)
Uso de torniquete Ausente Ausente y/o presente Ausente y/o presente
TA (horas) ˂6 6 ˃6
Sueroterapia 2a4 4a8 8 a 12
(numero de ampollas
de suero) (SAB,
SABC, SABL)
Vías de Intravenosa Intravenosa Intravenosa
administración
(Fernandez, Accidente brotrópico: Clasificación referente a la gravedad y sueroterapia, 2004)

El enfermo debe ser mantenido internado y la clasificación de la gravedad es hecha en el


momento de la llegada al hospital. Este proceso es evolutivo y puede cambiar durante la
internación.
TC normal: hasta 10 minutos; TC prolongado: de 10 a 30 minutos; TC incoagulable: ˃30
minutos.
SAB: suero antibotrópico, SABC: suero antibotrópico-crotálico, SABL: suero
antibotropico-laquetico.
TA: tiempo transcurrido entre el accidente y el atendimiento medico en horas.
Observación: la determinación del TC ha sido usado como parámetro de eficacia de la
dosis de antiveneno. Si después de 24 horas del inicio del tratamiento la sangre sigue
incoagulable, esta indicada dosis adicional de 2 ampollas de antiveneno. (Fernandez,
Accidente brotrópico: Clasificación referente a la gravedad y sueroterapia, 2004)

Indicación del test alérgico de sensibilidad para suero heterólogo

En Brasil, el Manual del Ministerio de Salud para el tratamiento de accidentes por


animales venenosos no aconseja la realización de la prueba. Por otro lado, el Manual
Técnico del Instituto de Pasteur indica su realización antes de la aplicación del suero.
Varios estudios han sido realizados y la mayoría de ellos concluye por la contraindicación
y pérdida del tiempo precioso una vez que el test no es predictivo ni suficientemente

5
sensible. De cualquier forma, si el test se realiza debe ser hecho antes del uso de
antihistamínicos y/o glucocorticoides.

Debe ser destacado que las reacciones


adversas a la sueroterapia pueden ser
precoces y tardías
Las reacciones precococes ocurren en las
primeras 24h y pueden manifestarse desde
forma leve a muy grave.
Existen por lo menos tres mecanismos
conocidos en la producción de reacciones
precoces: pirogénico, anafiláctico y
anafilactoides.
La reacción pirogénica es causada por la interacción del suero o de endotoxinas
bacterianas existentes en el suero con los macrófagos del paciente. Estos a su vez
liberan interleucina 1 (IL-1) que actuará sobre el hipotálamo anterior produciendo
fiebre. Clínicamente el enfermo manifiesta primero escalofríos y luego fiebre
La reacción anafiláctica es mediada por la inmunoglobuina de tipo E (IgE) y
ocurre en individuos previamente sensibilizados a los productos derivados del
caballo, entre otros la carne, el pelo y los propios sueros heterólogos. Es posible
detectar esa reacción, por lo menos teóricamente, por la prueba intradérmica.

La prueba cutánea consiste en inyectar en el antebrazo (intradérmicamente) 0,1


ml de un suero diluido 1:10 o 1:100 si la historia del paciente denota algún
problema alérgico. La prueba es positiva o sea la persona es alérgica al suero, sí
en el sitio de inoculación se presenta enrojecimiento y picazón dentro de los
próximos 20min. Se debe tener en cuenta que pueden presentarse manifestaciones
de anafilaxis general en pacientes con sensibilidad extrema, aun con la dosis de la
prueba intradérmica, en este caso tener a mano adrenalina.

Ahora bien, en caso de que la prueba de hipersensibilidad de positiva, no se debe


inyectar el suero a la persona mordida en el campo y solo se podrá aplicar en el
hospital ya que su administración sería peligrosa. Si por el contrario la prueba
fuera negativa, solo se puede inyectar el suero por vía intramuscular en los glúteos,
nunca por vía endovenosa; y para tratar casos extremos por reacción alérgica, tipo
choque anafiláctico, es conveniente tener a mano un ámpula de epinefrina

La reacción anafilactoide no implica sensibilización anterior. Por esto, puede


suceder con la aplicación de la primera dosis de antiveneno. Su mecanismo está
relacionado con la activación del sistema del complemento por la vía alterna, sin
la presencia de anticuerpos. En este caso ocurre la liberación de C3a y C5a,
denominados anafilatoxinas, que son capaces de desgranular mastocitos y
basófilos, por medio de receptores específicos. La consecuencia es la liberación

6
de los mismos mediadores farmacológicos, responsables por la instalación de un
cuadro clínico semejantes al de la reacción anafiláctica. La reacción anafilactoide
no es detectada por la prueba intradérmica

Las reacciones tardías, también conocidas como “la enfermedad del suero” ocurren 5 a
24 días después del empleo de la sueroterapia heteróloga
Los afectados presentan fiebre, artralgia, linfoadenomegalia, proteinuria y urticaria.

Tratamiento de la reacción pirogénica


Debe seguir la siguiente secuencia:

Disminuir el goteo del suero o parar la infusión, dependiendo de la gravedad de


la reacción
Verificar si el enfermo no está recibiendo otro tipo de suero concomitante que
eventualmente puede estar contaminado con toxinas bacterianas
Administrar dipirona (Novalgina) 2 a 4 ml por vía intravenosa. En niños utilizar
10 a 15 mg/kg de peso corporal.

Tratamiento de las reacciones anafilácticas o anafilactoides


Debe seguir el siguiente esquema:

Adrenalina acuosa 1:1.000. Es la única medida eficaz e inmediata. Debe ser usada
en dosis de 0.3 a 1ml por vía subcutánea. En caso de paro cardiaco, utilizar la vía
intravenosa y/o intracardiaca.
Anti-histaminicos de tipo prometazina 0.1 a 0.5 mg/kg de peso, intramuscular y/o
intravenosa
Aminofilina en los casos de broncoespasmos 7 mg/kg de peso. Además instalar
catéter de oxígeno para evitar hipoxia
Corticosteroides del tipo hidrocortisona (Solu-Cortef) 7 mg/kg de peso corporal
diluidos en 100 ml de solución glucosada al 5% y pasar intravenoso cada 6 horas
Por otro lado, el Ministerio de Salud para el tratamiento de los accidentes por animales
venosos preconiza que debe tener un buen acceso venoso, preparando un laringoscopio,
frasco de solución fisiológica, adrenalina (1:1.000) y Aminofilina. La pre-medicación,
que debe ser aplicada de 10 a 15 min antes de la sueroterapia, con el objetivo de prevenir
las reacciones inmediatas es la siguiente:

 Dextroclorfeniramina: 0.05 mg/kg de peso intramuscular (máximo= 5.0mg) o


prometazina 0.5 mg/kg de peso intramuscular (máximo=25mg)
 Hidrocortisona: 10 mg/kg de peso (máximo=1.000 mg) intravenoso
 Cimetidina: 10 mg/kg de peso (máximo=300mg) o ranitidina 3 mg/kg de peso
(máximo=100mg) intravenoso

Luego, el suero anti veneno debe ser aplicado por vía intravenosa, sin dilución durante
15 a 30 min, bajo vigilancia médica continua. Los primeros 5 min en infusión muy lenta

7
para aumentar gradualmente en los siguientes minutos. El equipo debe mantener
preparadas las drogas para el eventual tratamiento de las reacciones inmediatas
(anafilácticas y anafilactoides)

Las reacciones tardías, su tratamiento es sintomático a base de aspirina en dosis de 4 a 6g


por día para los adultos y 50 a 100 mg/kg de peso para los niños. Las reacciones
urticariformes pueden ser tratadas con dextroclorofeniramina de 6 a 18mg por día en los
adultos y 0.2 mg/kg de peso en infantes. Los casos más graves, prednisona 20 a 40 mg/día
para adultos y 1 a 2 mg/kg de peso en niños. La recuperación en general es en 7 a 30 días.

GUIA PARA LA PROFILAXIS DEL TETANOS EN CASO DE HERIDAS

Historia de inmunización con Menos de tres dosis o no Tres o más dosis


toxoide tetánico conocida
(DTP, Dt, DT, TT)

TIPO DE HERIDA
Leve, no contamida Aplicar toxoide tetánico Solo aplicar toxoide tetanico si
(originada por ofidio En menor de siete años, aplicar ha transcurrido mas de 10 años
elapidico y no venenoso) DTP, completando tres dosis, de la ultima dosis
con intervalos de dos meses
entre las dosis
Siete años o más: aplicar
toxoide tetanico (TT) o doble
(dT), completando tres dosis
con intervalos de dos meses
entre ellas
No aplicar Suero antitetanico No aplicar Suero antitetanico
(SAT) (SAT)
Todos los otros tipos de Aplicar toxoide tetanico: Solo aplicar toxoide tetanico si
heridas, inclusive las En menor de siete años, aplicar ha transcurrido mas de 5 años
puntiformes (originados por DTP, completando tres dosis, de la ultima dosis
ofidio bothrópico, laquetico con intervalos de dos meses
y/o crotalico) entre las dosis
Siete años o más: aplicar
toxoide tetanico (TT) o doble
(dT), completando tres dosis
con intervalos de dos meses
entre ellas
Aplicar suero antitetánico No aplicar Suero antitetanico
(SAT) en caso de necrosis (SAT)
extensa: 5.000
unidades,intramuscular o usar
inmunoglobulina antitetánica
(IGAT), via intramuscular,
250 unidades

8
Los exámenes de laboratorio:

tiempo de coagulación (debe ser repetido 24 horas después del accidente y es usado como
parámetro de evolución clínica del paciente)

 Hemograma

 Examen de orina

 Creatina fosfoquinasa (CPK)


Las principales complicaciones locales son:

 Síndrome compartamental

 Abscesos y necrosis (especialmente si la mordedura es en las extremidades)


Las complicaciones sistémicas son:

 Choque e insuficiencia renal aguda


En los pacientes que cursan con pérdida de la función de los grupos musculares, está
indicada la fisioterapia y eventualmente, la cirugía plástica y ortopédica correctivas. Las
amputaciones solo deben ser realizada si la recuperación del miembro no es posible.
(Fernandez, Profilaxis del tetanos en caso de heridas, 2004)

ACCIDENTE LAQUETICO

Los accidentes laquéticos son raros. Causado por las serpientes del genero Lachesis,
encontradas en florestas de la zona trópico – ecuatorial y conocidas por surucucú.
Presentan fracciones proteolíticas, coagulantes y vasculotoxicas. Las serpientes de este
género inoculan gran cantidad de veneno; por eso se recomienda el uso de 10 a 20
ampollas de suero antilaquetico o antibotropico – laquetico, vía endovenosa.

El cuadro clínico es semejante al del accidente bothrópico, presentando como aquel un


cuadro local (dolor, edema, aparición de vesículas ect. con sus complicaciones
subsiguientes; un cuadro hematológico y un cuadro neurotóxico con disturbios del
Sistema nervioso autónomo parasimpático (por estimulación vagal) ,el cual distingue el
accidente bothrópico del laquético,y se caracteriza por la presencia de hipotensión arterial

9
grave con oscurecimiento de la visión. A la vez pueden presentarse bradicardia, cólicos
abdominales y diarrea. La intensificación de estas alteraciones puede ser causa de muerte.

ORIENTACION PARA SUEROTERAPIA VIA PARA LA


EL TRATAMIENTO ADMINISTRACION
(AMPOLLAS)
DEL SUERO

Gravedad determinada 10 a 20 Intravenosa


por signos locales e
intensidad de las
manifestaciones vagales:

 Bradicardia
 Hipotensión
arterial

 diarrea
(Fernandez, Accidente Laquetico, 2004)

ENVENENAMIENTO ELAPÍDICO (SERPIENTE DE CORAL)

Envenenamiento grave que se produce por la inoculación de veneno de las especies de ofidios de
la Familia Elapidae, Género Micrurus ("coral").

Acción del veneno


El veneno tiene una acción predominantemente neurotóxica debido a la presencia de
neurotoxinas. Las de la mayoría de las especies de Argentina actúan a nivel post-
sináptico, y solo las de M. corallinus actuarían a nivel pre y post-sináptico.
A nivel post-sináptico bloquea la unión de la acetilcolina (Ach) a los receptores
colinérgicos nicotínicos en la placa neuromuscular (efecto clínico curare-símil).

A nivel pre-sináptico inhiben la liberación de la acetilcolina (Ach) de las terminaciones


nerviosas (sólo M. corallinus).
Cuadro clínico
La sintomatología corresponde a un síndrome neurotóxico de aparición precoz,
generalmente dentro de la primera hora de ocurrida la mordedura. Se pueden
presentar:
Manifestaciones locales: son mínimas, con escaso dolor o sin él, leve edema, hipo o
anestesia.

Manifestaciones generales: se caracterizan por el compromiso neuro-muscular, motor y


sensitivo, que progresa desde el sitio de la mordedura con parálisis de los músculos
faciales, faringolaríngeos (crisis de sofocación, sialorrea, disfagia), oculares (ptosis
palpebral, facies miasténica, oftalmoplejía, anisocoria), intercostales y diafragma. La

10
parálisis de los músculos respiratorios puede llevar a la insuficiencia respiratoria y
muerte.

Hasta la fecha no se han descrito clínicamente alteraciones de la coagulación, ni


mioglobinuria.

Cuadro de accidentes laquético y elapídico: orientación para el tratamiento


específico.

(*) SAL= suero antilaquético o SABL= suero anisotrópico - laquético.

ENVENENAMIENTO CROTÁLICO (“VIBORA CASCABEL”)

Accidente Crotálico
Corresponde a cerca de 1% de los envenenamientos por ofidios en el país.

Cuadro clínico

Manifestaciones locales: son poco importantes, a diferencia del accidente botrópico y lachésico.
No hay dolor o es de baja intensidad. Hay parestesia local o regional, que puede persistir por
tiempo variable, pudiendo acompañarse de edema discreto cerca al sitio de la mordida. (Ecuador,
2007)

11
Manifestaciones sistémicas

1. Generales: pueden aparecer precozmente malestar, postración, sudoración, náuseas,


vómito, cefalea, somnolencia o intranquilidad y resequedad en la boca.

2. Neurológicas: ocurren por la acción neurotóxica del veneno, surgen en las primeras seis
horas de la mordida y se caracterizan por fascies miasténicas (fascies neurotóxica de
Rosenfeld) evidenciadas por ptosis palpebral uni o bilateral, flacidez muscular de la cara,
alteración en el diámetro de la pupila (midriasis uni o bilateral), incapacidad en el
movimiento del globo ocular (oftalmoplegia), pudiendo existir dificultad en la
acomodación (visión borrosa o diplopía). Como manifestaciones menos frecuentes
pueden encontrarse parálisis velopalatina, con dificultad en la deglución, disminución en
el reflejo del vómito, alteraciones del gusto y olfato, disfagia, sialorrea y parálisis de la
musculatura de los miembros y sistema respiratorio.

3. Musculares: la acción miotóxica provoca dolores musculares generalizados (mialgias)


que pueden aparecer precozmente. Las fibras musculares esqueléticas lesionadas liberan
cantidades variables de mioglobina que es excretada por la orina (mioglobinuria), dándole
una tonalidad desde rojiza hasta marrón, que constituye la manifestación clínica más
evidente de la rabdomiólisis y da indicios de la gravedad del envenenamiento.

4. Disturbios en la coagulación: puede haber incoagulabilidad sanguínea o aumento en el


tiempo de coagulación (TC), observándose raras veces sangrado gingival (gingivorragia).

Manifestaciones clínicas poco frecuentes: insuficiencia respiratoria aguda y parálisis de grupos


musculares. Estos fenómenos son interpretados como la consecuencia de la actividad neurotóxica
o miotóxica de los venenos.

12
-Clasificación del accidente crotálico
Con base en las manifestaciones clínicas, los envenenamientos crotálicos se clasifican como se
muestra en la tabla.

SERPIENTES NO VENENOSAS

Son reptiles de cuerpo muy largo, y cubierto de escamas en la parte dorsal. La parte ventral del
cuerpo está cubierta por partes delgadas. No tienen patas, los ojos son inmóviles sin párpados, y
están cubiertos por escamas. La lengua es como una cinta extremadamente larga y puede ser
proyectada hacia fuera gracias a su mandíbula.

 Esqueleto de la serpiente.
 Es muy sencillo en relación con otros reptiles, ya que está compuesto de.
 Cabeza ósea
 Columna vertebral
 Costillas. Estas están sostenidas por las vértebras y tienen suelto un extremo.

13
La boca puede abrirse enormemente porque: Los huesos de la mandíbula están unidos por
ligamentos elásticos. La mandíbula inferior está unida al cráneo por un hueso largo y movible,
llamado hueso cuadrado, que permite que el cráneo y la mandíbula se separen.

Las serpientes tragan su presa entera, no la cortan ni la mastican. La tragan empezando por la
cabeza de la presa y lo hacen progresar lentamente por su tubo digestivo. Si la presa es grande los
huesos de la mandíbula se separan y la mandíbula inferior se aleja del cráneo, ampliándose la
cavidad bucal. Los dientes están inclinados para atrás de manera tal que el animal una vez
introducido no pueda retroceder. Como puede apreciarse, tanto los sistemas óseos, muscular,
digestivo y tegumentario tienen adaptaciones para la facilitación del ingreso de la presa.

Serpientes no venenosas: Boidae Colubridae


Las mordeduras de serpientes no venenosas no suelen causar problemas graves. Alrededor de
25 especies de serpientes venenosas son originarias de los Estados Unidos. Estas serpientes
venenosas son los crótalos (cascabel, mocasín y cabeza de cobre) y las serpientes de coral.
(Carolina Juanena*, 2018)

En términos generales, de cada 45 000 mordeduras de serpiente que ocurren en los Estados
Unidos, menos de 8000 son de serpientes venenosas y cerca de seis personas mueren por su
causa. Las mordeduras de serpiente mortales son mucho más frecuentes fuera de los Estados
Unidos.

En Estados Unidos, por ejemplo, en aproximadamente un 25% de las mordeduras de crótalos,


el veneno no se inyecta. La mayor parte de las muertes se producen en niños, personas mayores
y en las personas que no reciben tratamiento o son tratadas demasiado tarde o de forma
inadecuada. Las mordeduras por serpiente cascabel son responsables de cerca del 70% de las
mordeduras venenosas de serpientes en los Estados Unidos, y de la mayoría de las muertes
producidas. La víbora cobriza o cabeza de cobre, y en menor medida la serpiente mocasín o de
boca de algodón protagonizan la mayoría del resto de las mordeduras de serpientes venenosas.
Son menos frecuentes las mordeduras de la serpiente coral y de otras serpientes introducidas en
Estados Unidos.

El veneno de la serpiente de cascabel y de otros crótalos lesiona el tejido que rodea la


mordedura. El veneno puede causar cambios en las células, impedir la coagulación de la sangre
y lesionar los vasos sanguíneos, de modo que el líquido se filtra a través de los mismos. Estos
cambios pueden provocar hemorragias internas e insuficiencia cardíaca, respiratoria y renal.

El veneno de la serpiente coral es neurotóxico, afecta al sistema nervioso, pero causa poco daño
al tejido que rodea la mordedura. La mayoría de las mordeduras se producen en la mano o en
el pie.

14
Síntomas
Los síntomas de la mordedura de una serpiente venenosa varían en gran medida, en función de
las siguientes circunstancias:

 El tamaño y la especie de la serpiente

 La cantidad y la toxicidad de veneno inoculado (según el tamaño y la especie de


serpiente)

 La localización de la picadura (cuanto más lejos de la cabeza y el tronco, menos


peligrosa)

 La edad de la persona (las personas mayores o muy jóvenes tienen más riesgo)

 La presencia de problemas de salud subyacentes

Crótalos o víboras de foseta


Las mordeduras de la mayoría de los crótalos causan dolor rápidamente. No todas las picaduras
inyectan veneno, pero si la herida supura probablemente sí que fue inyectado. Suele aparecer
enrojecimiento e inflamación entre 30 y 60 minutos después de la mordedura, que pueden
afectar la totalidad de la pierna o el brazo en pocas horas. Un envenenamiento por crótalo o
víbora, sea moderado o grave, suele provocar hematomas de la piel entre 3 y 6 horas después
de la mordedura. La piel que rodea la mordedura se tensa y cambia de color, y pueden formarse
ampollas, a menudo llenas de sangre, en la zona de la mordedura. Sin tratamiento, el tejido que
rodea la mordedura puede quedar destruido.

Entre otros síntomas se incluyen fiebre, escalofríos, debilidad general, desvanecimiento,


sudoración, ansiedad, confusión, náuseas, vómitos y diarrea. Algunos de estos síntomas pueden
estar provocados por el pánico más que por el veneno. Se puede presentar hemorragia en las
encías y aparecer sangre en el vómito, las heces y la orina. Puede aparecer dificultad
respiratoria, en particular después de una mordedura de serpiente de cascabel de Mojave.
Algunas personas pueden tener dolor torácico. Horas más tarde, la víctima puede presentar
dolor de cabeza, vista borrosa, párpados caídos y sequedad de boca.

15
BIBLIOGRAFÍA

A. Carolina Juanena*, P. S. (2018). Mordedura por víbora de coral.


B. Ecuador, M. d. (2007). MANUAL DE NORMAS Y PROCEDIMIENTOS SOBRE PREVENCIÓN
Y.

C. Fenandez, D. T. (2004). Profilaxis del tetanos en caso de heridas . En T. Fernandez,


Medicina Tropical (pág. 3912). Guayaquil : Imprenta Maiscal .

D. Fernandez, D. T. (2004). Accidente brotrópico: Clasificación referente a la gravedad y


sueroterapia. En D. T. Ronquillo, MEDICINA TROPICAL (Patologias tropicales: aspectos
cientificos, sociales y preventivos) (pág. 388). Guayaquil-Ecuador: Imprenta Mariscal.

E. Fernandez, D. T. (2004). Accidente Laquetico. En T. Fernandez, Medicina Tropical (pág.


393). Guayaquil: Imprenta Maiscal.

F. Fernandez, D. T. (2004). Profilaxis del tetanos en caso de heridas. En T. Fernandez,


Medicina Tropical (pág. 392). Guayaquil: Imprenta Mariscal .

G. MSP. (17 de Diciembre de 2019). Ministerio de salud publica. Obtenido de MSP:


https://www.salud.gob.ec/wp-content/uploads/2020/01/TOXI-SE-50.pdf

H. OMS. (8 de Abril de 2019). Organizacion mundial de la salud. Obtenido de OMS:


https://www.who.int/es/news-room/fact-sheets/detail/snakebite-envenoming

I. Valarezo, D. (2017). Scielo. Obtenido de Scielo:


http://scielo.sld.cu/scielo.php?script=sci_arttext&pid=S1560-43812017000300004

16