Está en la página 1de 28

UNIVERSIDAD VIZCAYA DE LAS AMÉRICAS PLANTEL

URUAPAN

LICENCIATURA EN EDUCACIÓN

PENSAMIENTO Y LENGUAJE

UNIDAD 5: PENSAMIENTO Y SIGNIFICADO

TERCER CUATRIMESTRE

CE316

URUAPAN, MICH. MAYO, 2017

LF., M.T.A., ING. D.S. LUIS GABRIEL MATEO MEJÍA

1
OBJETIVOS GENERALES DE LA ASIGNATURA

Al término del curso, el alumno describirá el proceso de desarrollo del lenguaje


y las teorías sobre el pensamiento que dan lugar al comportamiento humano,
para integrarlos a la comprensión del proceso de cognición.

TEMAS Y SUBTEMAS DE LA UNIDAD 5

5. Pensamiento y significado.

5.1. Naturaleza del pensamiento.

5.2. Estructura cognoscitiva.

5.3. Elementos para la construcción del pensamiento.

5.4. Actividad e imagen.

5.5. Interpretación de problemas.

PGROGRAMA DESARROLLADO

5. Pensamiento y significado

Pensamiento

Neurona
A menudo entendemos “pensar” y “pensamiento” como si fueran sinónimos.
Pero, a veces, diferenciamos entre la actividad de pensar y los resultados
obtenidos de esta actividad para comprender mejor qué es el “pensamiento”.
 Pensar. Es el proceso mental por el cual, los seres humanos, en contacto
con la realidad material y social, elaboramos conceptos, los
relacionamos entre sí y adquirimos nuevos conocimientos.
La tradición filosófica ha considerado la abstracción como la actividad con
la que elaboramos los contenidos del pensamiento. La abstracción es
una operación de la mente que separa, de los objetos percibidos por los
sentidos, una característica, esencial o accidental, que no tiene existencia
independiente del objeto al que
pertenece, pero que representa su naturaleza o una propiedad suya, o lo
que hay de común entre varios objetos. El resultado de la abstracción

2
(aquello que se abstrae) es el concepto, que nos permite entender qué
son las cosas.

 Pensamiento. Es el resultado del proceso mental que hemos


denominado "pensar". No hace falta que sea una realidad independiente
de la mente; pero sí tiene que ser comunicable o expresable con el
lenguaje.
Las formas básicas de pensamiento contempladas por la lógica tradicional
son el concepto, el enunciado (idea) y el razonamiento (argumentación).

o Los conceptos nos sirven para:


 Clasificar los objetos encuadrándolos en nuestra experiencia
anterior del mundo. Esto nos permite reconocer como un perro,
como un árbol, como un triángulo... las distintas cosas que vemos.
 Adaptar más fácilmente nuestra conducta ante los objetos, de
acuerdo con nuestra experiencia anterior. Por ejemplo, si vemos
una cosa y la reconocemos como una paloma, sabemos que
podemos pasar por su lado sin correr ningún peligro. Ambas
ventajas –reconocimiento de objeto y conducta apropiada ante él–
van unidas.
 Operar. La posesión y la utilización de conceptos posibilita hacer
operaciones mentalmente que nunca podrían ser realizadas física
y directamente sobre los objetos mismos. Por ejemplo, cuando
hagamos una afirmación de carácter general como "todos los
perros son mamíferos", realizamos conceptualmente una
operación cuya realización física consistiría en reunir a todos los
perros e introducirlos en el conjunto de los mamíferos.

Lenguaje

Letras
El lenguaje es una facultad propia de los seres humanos, instrumento del
pensamiento y de la actividad, y el más importante medio de comunicación.
Es un instrumento sumamente elaborado y complejo, organizado en varios
niveles y creativo, con el cual podemos expresar verbalmente una cantidad no
limitada de ideas, sensaciones, situaciones, etc.; y también aludir las cosas y
las situaciones en su ausencia. Con el lenguaje, reducimos y ordenamos las
percepciones del entorno.
Edward Sapir, en El lenguaje (1966) dice que:

3
El lenguaje es un método exclusivamente humano, y no instintivo, de
comunicar ideas, emociones y deseos mediante un sistema de símbolos
producidos de manera deliberada. Estos símbolos son, antes que nada,
auditivos, y son producidos por los llamados "órganos del habla".
Por su parte, Noam Chomsky, en Lingüística cartesiana, afirma:
El lenguaje humano está libre del control de los estímulos y no sirve para una
simple función comunicativa, sino que más bien es un instrumento para la libre
expresión del pensamiento y para la respuesta adecuada ante situaciones
nuevas.
Utilizamos el lenguaje cómo:
 Medio de expresión: el uso temprano consiste en sonidos que expresan
sentimientos; más tarde utilizamos palabras;
 Medio de regulación de la acción: la acción queda bajo control verbal;
los y las niñas se dan instrucciones a sí mismos sobre lo que están
haciendo, tanto más cuanto más difícil es la tarea; a partir de los 6-7 años,
este hablarse a sí mismo es sustituido por el pensar silencioso;
 Medio de comunicación;
 Medio de representación: pensamiento simbólico, para el que es
necesario la palabra.

Realidad

Death resus
En general, denominamos realidad aquello que es o existe de una manera
actual u objetiva, por oposición a lo que es una apariencia, una ilusión o una
ficción, o a lo que es meramente posible o ideal, o subjetivo.
Normalmente, y desde la cordura, se entiende que la realidad es aquello que
pertenece al mundo dónde vivimos y, por lo tanto, lo que existe en el espacio-
tiempo. Ahora bien, la aplicación rigurosa de esta noción espontánea nos lleva
a confundir la realidad con aquello “independiente” de la mente o con lo que es
material o empírico, es decir, aquello que puede ser conocido por los sentidos.
Si la realidad fuera esto, muchas de las cosas por las cuales los seres
humanos nos interesamos e incluso luchamos carecerían de realidad.
Así, pues, aunque la cordura percibe la realidad como aquello observable
empíricamente, no sólo lo observable empíricamente es real. En efecto,
denominamos “real” a aquello cuya existencia externa es objetivamente
independiente de nuestro pensamiento y de nuestra observación a través de
una verificación intersubjetiva. Así, no sólo son reales los objetos externos, sino
también algunas de sus propiedades (realismo científico) y de sus principios

4
materiales internos: no sólo es real, por ejemplo, la mesa, sino también los
elementos químicos que la componen y las partículas atómicas y subatómicas
a las cuales se reducen sus elementos químicos. No podemos afirmar, pues,
que la realidad se identifica sin más con lo que es físico, material o empírico.

2. Interrelaciones entre pensamiento, lenguaje y realidad


 ¿Cuál es la relación entre el pensamiento y el lenguaje? ¿Son el
mismo? Si no lo son, ¿cómo se relacionan?

o Como ya hemos visto, el pensamiento se caracteriza por la utilización


de conceptos y los seres humanos poseemos una amplia red de
conceptos y, con ella, un sistema de clasificación de los objetos,
calidades, etc. que componen el mundo. Añadamos ahora otro hecho
obvio: esta red de conceptos se encuentra registrada y fijada en
las palabras que componen el vocabulario de la lengua que
hablamos. De aquí que nos preguntamos por las relaciones entre el
pensamiento y el lenguaje.
o Cuatro han sido las posturas tomadas ante este problema:

 El pensamiento es lenguaje. John B. Watson (conductista),


afirmó la identidad de ambos procesos y negó la posibilidad de
pensar a todos los seres que carecen de lenguaje.
 El pensamiento depende del lenguaje. Sapir y Whorf
sostuvieron que el lenguaje no es un simple instrumento de
comunicación de ideas, sino que determina la formación de ideas.
 El lenguaje depende del pensamiento. Jean Piaget, cognitivista,
subordinó el desarrollo del lenguaje al desarrollo del pensamiento.
 Interdependencia entre pensamiento y lenguaje. Lëv S.
Vygotski sostuvo que ambos procesos dependen el uno del otro.

 Cómo se relacionan el lenguaje y la realidad. Es el mismo la palabra


"luna" que lo objeto "luna"? Qué relación hay entre el "significado" y el
"referente". Teorías del significado (las teorías del significado son teorías
sobre las relaciones entre el lenguaje, el conocimiento y la realidad).

Teoría referencial

Formulación simple: La semiótica marca los contextos y las referencias del


lenguaje, según los contextos de significado o las comunidades de significados
en los estratos sociales.

Formulación sofisticada: Bertrand Russell

 Bertrand Russell (1872-1970): “Cuando preguntamos qué


constituye el significado..., preguntamos, no quién es el individuo
significado, sino qcuál es la relación entre la palabra y el individuo
que permite a la primera significar el último” (Análisis de la

5
mente).
La teoría referencial defiende que el significado del lenguaje sólo
puede ser aclarado cuando indicamos aquello a que se aplica
(denotación) o aquello de lo que puede afirmarse (connotación).
No podemos decir, simplemente, que el significado es el
referente, pero sí que no conocemos el significado de las palabras
hasta que no conocemos a las personas o las cosas de las que se
habla.

La “teoría de la representación” de Wittgenstein

 La “teoría de la representación” de Ludwig Wittgenstein (1889-


1951): En el Tractatus Logico-Philosophicus (1918) sostiene que
el lenguaje tiene la propiedad de representar, como un espejo, la
realidad del mundo; el lenguaje es imagen del mundo porque
tiene capacidad pictórica, o capacidad de representación o
configuración (Abbildung); cuando mediante proposiciones
describe hechos, sus elementos “reproducen” y “representan” la
misma relación que establecen los objetos en los hechos
atómicos. Lo que hace posible este isomorfismo entre lenguaje y
realidad es la participación en una misma figura lógica.

Teoría verificacionista:

o Teoría verificacionista. Sobre el significado, el positivismo lógico


sostenía:
 Los enunciados analíticos se verifican o se falsan simplemente
al apelar a las definiciones de los signos usados en ellos. Si
resultan ser tautologías, serán verdaderos; si resultan ser
contradicciones, serán falsos.
 Los enunciados sintéticos, que amplían el conocimiento sobre el
mundo, pueden ser verificados o falsados por observación
empírica, esto es, por la evidencia de los sentidos. No son más
que hipótesis sobre nuestra experiencia futura.
Los enunciados de la ciencia, de la historia y de la cordura son
significativos de acuerdo con este criterio. Los enunciados de la
filosofía no serían verificables en ninguno de los dos sentidos, por
lo que no son empíricos, no producen información y no son
significativos: al contrario, carecen de sentido.

Teoría causal o psicológica


o Teoría causal o psicológica. El significado del lenguaje tiene que ver
con su disposición a causar, o estar causado, por ciertos procesos
psicológicos en quienes escuchan, o en quienes hablan.

El significado como uso: el segundo Wittgenstein

o El significado como uso: el segundo Wittgenstein-:


En Investigaciones Filosóficas (1949), el lenguaje no refleja el mundo

6
ni tiene como único objetivo describir el mundo: no es sino una forma
de conducta entre otras, con pluralidad de funciones: ordenar,
describir, informar, hacer conjeturas, contar historias, hacer teatro,
contar chistes, adivinar enigmas, etc., cada una de las cuales puede
describirse como un “juego de lenguaje” (Sprachspiel). Las
proposiciones son significativas no porque sean (sólo) “figuras” de la
realidad, sino porque son expresiones de estos “juegos de lenguaje”.
Por eso, el significado hay que buscarlo, no en la verificabilidad de lo
que se dice, sino en el “uso” que se hace de las palabras: “El
significado de una palabra es el uso que de la misma se hace en el
lenguaje” (IF, 43). En definitiva, es el contexto el que da sentido a las
palabras.

El segundo Wittgenstein: reflexiones sobre el lenguaje.

Realidad y Pensamiento: El conocimiento.

 La relación entre pensamiento y realidad.

¿El pensamiento puede "representar" la realidad? ¿Podemos conocer la


realidad? ¿Cuál es el origen y cuáles son los límites del conocimiento?
¿Cómo conocemos? ¿Cómo sabemos que la Tierra es como una pelota
flotante en el Espacio? Y, ¿cómo sabemos que esto es verdad? ¿Cuáles
son los criterios de verdad?

o El conocimiento. El conocimiento se produce en la relación que se


establece entre un sujeto y un objeto cuando el sujeto aprehende la
realidad del objeto.

o Origen y límites del conocimiento.

 Racionalismo. El racionalismo es la actitud filosófica de


confianza en la razón, que exalta su importancia y la independiza
de su vínculo con la experiencia. La actitud racionalista parte del
convencimiento que la realidad es inteligible y, por lo tanto, el
pensamiento puede dar explicación de ella.
El racionalismo moderno (Descartas, Espinosa y Leibniz)
representa una visión general del mundo y del conocimiento
armoniosa, ordenada, racional, geométrica y estable, basada en
el pensamiento metódico (de la duda o del método more
geométric), la claridad de ideas (principio de evidencia) y la
creencia en la estabilidad de las ideas (la doctrina sobre la
sustancia). Las principales características del racionalismo
moderno son: plena confianza en la razón, búsqueda de un nuevo
método, subjetivismo y mecanicismo.
Para el racionalismo, el poder de la razón radica en la capacidad
de sacar de sí misma las verdades primeras y fundamentales
(ideas innatas, en el caso de Descartas, Espinosa y Leibniz;

7
verdades a priori en el caso de Kant), a partir de ellas, y mediante
deducción, es posible obtener todas las otras verdades, y
construir el "sistema" del mundo. La razón es una facultad
sistemática y coincide con la realidad. La doble característica de
la presencia de verdades universales y necesarias, por un lado, y
de la posibilidad de deducir otras verdades de unas primeras
innatas o a priori, dio al racionalismo su carácter dogmático: el
Entendimiento es capaz de conocer todas o muchas verdades,
con certeza deductiva. El conocimiento humano no posee límites
reconocidos. Es posible conocerlo todo si utilizamos
correctamente nuestra razón. La confianza en la razón es tal que
se acepta su valor sin previa crítica; es, como dirá Kant, una razón
dogmática.

 Empirismo. Actitud filosófica que afirma que las ideas, y el


conocimiento en general, provienen de la experiencia. Representa
una visión del mundo dinámica, interesada por la utilidad del
saber, innovadora en teorías del conocimiento y de la sociedad. El
empirismo clásico (John Locke, 1632-1704; George Berkeley,
1685-1753; y David Hume, 1711-1776). Tesis fundamentales :
 No hay ideas innatas. Antes de toda experiencia, el
Entendimiento es una tabula rasa.
 Las ideas simples se originan por la experiencia externa
(sensación) o por la interna (reflexión); a partir de ellas, el
Entendimiento hace ideas complejas. Todas nuestras ideas
vienen de la experiencia: lo que denominamos “ideas” no son
sino lo que queda en la mente después de una “impresión”
sensorial directa (es decir, las ideas son como “recuerdos
debilitados” de percepciones). Pensar es hacer asociaciones
entre ideas. Así, el empirismo afirma a la vez la prioridad
temporal del conocimiento sensible (el conocimiento empieza
con la experiencia) y su prioridad epistemológica (la
experiencia tiene que justificar el conocimiento.

 Apriorismo. El apriorismo sostiene que la verdad de un


enunciado no se establece a posteriori, recurriendo a la
experiencia, sino a priori, es decir, como una verdad universal y
necesaria independiente de la experiencia.
Immanuel Kant (1724-1804). El conocimiento no puede ser
explicado sólo con la Razón ni tampoco con la sola experiencia:
Todo conocimiento empieza con la experiencia, pero no todo él
procede de la experiencia. Es decir, sólo podemos conocer
aquello que podemos percibir (a favor del empirismo). Pero al
analizar el contenido de nuestro conocimiento encontramos
elementos que no pueden proceder de la experiencia, sino que
son independientes de ella. Lo que es independiente de la
experiencia (en nuestro conocimiento) es denominado por Kant
el a priori del conocimiento, y es algo puesto por la mente. En este
punto, Kant se separa del empirismo: para éste, la mente es como
una tabula rasa; para Kant, la mente posee formas o estructuras
cognoscitivas propias y, por lo tanto, no es una tabula rasa. Pero

8
estas estructuras a priori no son “ideas innatas” (contra el
racionalismo), sino únicamente estructuras vacías que se tienen
que llenar con los datos aportados por la experiencia. Por
ejemplo: cuando decimos “el frío congela el agua”, hemos
formulado un conocimiento basado en la experiencia; pero si
analizamos este enunciado encontraremos elementos que no
proceden de la experiencia. El enunciado presupone los
conceptos (que Kant denomina categorías) de “causa” (frío) y
“efecto” (congela), de “sustancia” (el agua). De aquí el apriorismo:
con anterioridad a toda experiencia posible, la mente humana
aporta la posibilidad misma de que algo sea conocido como
objeto, al hacerlo objeto del espacio y del tiempo, y al someterlo a
las reglas del pensamiento. Conocer es ordenar lo caótico
mediante la sensación y el pensamiento; y no hay experiencia, y
ni siquiera Naturaleza, sin la acción ordenadora de la mente
humana.

o ¿Conocemos la realidad misma o sólo su representación? Los


problemas planteados son:

 ¿Qué es lo que conocemos directamente? ¿Las cosas? ¿Las


ideas?
 ¿Son las idees copias exactas de las cosas? Si no es así, ¿qué
relación existe entre las cosas y las ideas?
Las corrientes filosóficas que responden a estas cuestiones son:
 El realismo. El realismo sostiene que hay un mundo exterior
(realismo ontológico) que puede ser conocido (realismo
epistemológico)
El realismo filosófico afirma la existencia de un mundo real
independiente del pensamiento y de la experiencia, pero
reconoce que no percibimos las cosas tal como son en la
realidad. La relación entre la representación y su objeto es de
correspondencia. Las llamadas cualidades sensibles de las
cosas (color, olor, sabor...) no son más que “interpretaciones”
sensoriales de estímulos físicos reales que proceden de las
cosas.

 El antirrealismo:

 Idealismo. Afirma que no conocemos directamente la


realidad (las cosas), sino únicamente su representación.
Coincide con el realismo filosófico en que nuestras
representaciones se corresponden con las cosas en sí
mismas. Nos representamos las cosas “como son”
(aunque no las conozcamos directamente). Nuestra mente
es como un teatro donde se “re-presenta” el mundo.
 Fenomenismo. El fenómeno (lo que podemos percibir de
las “cosas en si”) es la única realidad y la única cosa que
puede ser conocida (Kant).

9
 Instrumentalismo. Las teorías científicas no son ni
verdaderas ni falsas, sino instrumentos para predecir. Se
opone al realismo científico. Según el realismo científico,
las teorías científicas describen “realidades” con
conceptos observacionales. Por lo tanto, las teorías
científicas pueden ser verdaderas o falsas. Para el
instrumentalismo, las ciencias no pueden ser una
descripción verídica de la realidad, porque distinguen
entre conceptos observacionales (por ejemplo, ’rojo’) y
conceptos teóricos (por ejemplo, ’átomo’): los primeros,
pueden describir “verdaderamente” el mundo real; los
segundos, no son más que simples ficciones útiles para
efectuar cálculos con comodidad.

o El criterio de verdad Verdad, del latín voretes –que indica la


exactitud y el rigor en el decir– traduce la palabra griega alétheia, que
significa “lo que está oculto”, “lo que es patente”. Primitivamente, la
verdad fue entendida como una propiedad de las cosas. Más tarde,
fue considerada una propiedad del Entendimiento: es él el que tiene
que “desvelar” qué son las cosas. Tal concepción apareció claramente
con Aristóteles y fue aceptada por buena parte de la filosofía
posterior.

 Teorías de la verdad. ¿Qué queremos decir cuando afirmamos


que un enunciado es verdadero?

 La verdad como correspondencia. Entiende la verdad como


una relación de correspondencia entre una proposición y un
hecho. La verdad es una propiedad de los enunciados, que
consiste en una relación de coincidencia entre el enunciado y
el hecho, o entre el pensamiento y la realidad. Un enunciado
es verdadero si su significado describe los hechos tal como
los conocemos o interpretamos; es falso si no lo hace. En
consecuencia, la verdad es, antes que nada, una propiedad
del discurso declarativo; la verdad o la falsedad pertenecen a
los enunciados o proposiciones y no a los hechos. Es, pues,
un concepto puramente epistemológico.
La correspondencia puede entenderse en dos sentidos:

 Sentido estricto (correspondencia como congruencia): el


enunciado es una copia de la realidad, es como un espejo
donde se refleja la realidad, y la estructura del enunciado
corresponde a la estructura de la realidad. (Platón y
Russell).
 Sentido amplio (correspondencia como correlación): el
sentido global del enunciado coincide con el hecho.
(Aristóteles y J.L. Austin).

10
 Teoría de la verdad como coherencia. Teoría sostenida,
principalmente, por las ciencias formales, según la cual una
proposición o enunciado es verdadero cuando es compatible
con un conjunto coherente de proposiciones o enunciados, o
deducible de los axiomas. Así, por ejemplo, la verdad del
teorema de Pitágoras no depende de su aplicabilidad a la
realidad, sino de que se deduce de los axiomas y postulados
de Euclides; dentro de otro conjunto de axiomas podría ser
falso o vacío de significado. Cuando este criterio de verdad se
aplica a otros ámbitos, no meramente formales, el conjunto de
enunciados aludido es el conjunto de los enunciados que se
consideran verdaderos.

 Teoría pragmática de la verdad. El significado de un


concepto o de un enunciado se ve en la práctica. William
James (1842-1910), entiende la verdad como una propiedad
de toda proposición o enunciado –James habla de
“creencias”– que en la práctica funcionan, resultan o tienen
consecuencias útiles. Esta utilidad no tiene que entenderse en
un sentido meramente tecnológico o práctico de alcance
inmediato, sino en un sentido mucho más amplio.

 Criterios de verdad. El criterio de verdad es una norma, método


o regla que nos permite decidir cuándo un enunciado es
verdadero o no. Los criterios que hasta ahora han sido propuestos
son:

 La coherencia. Este criterio es adecuado para los enunciados


formales (los que no hacen referencia a la realidad) de la
lógica y de las matemáticas. Un enunciado es “verdadero”
cuando se deriva correctamente de los principios o axiomas
establecidos y no está en contradicción con el conjunto de
enunciados del sistema. También se aplica a enunciados
sobre la realidad. Así, en la ciencia física, un enunciado puede
ser “verdadero” cuando está de acuerdo con el conjunto de
enunciados ya aceptados como fiables.

 La evidencia. Es decir, la absoluta claridad (“evidencia” deriva


del latín videre, ver) con la que una cosa se nos presenta
como verdadera.

 El consenso universal. Este criterio ya fue reconocido como


una garantía de verdad por Aristóteles y, sobre todo, por el
estoicismo, que afirmó la existencia de “nociones comunes”
en todos los hombres. El eclecticismo, y en particular Cicerón
(-106 / -43), lo consideró el criterio definitivo de verdad.
Thomas Reid (1710-1796) lo denominó “cordura” y lo concibió
como un conjunto de verdades innatas ubicadas en el “sano

11
Entendimiento humano” (verdades como la existencia del
mundo exterior, de un yo, etc.). Actualmente, este criterio se
considera una variante de la teoría pragmática de la verdad,
atribuible a Jürgen Habermas, según esta teoría ’verdad’ no
es un predicado o propiedad de una proposición o enunciado,
sino una exigencia ideal del mismo, que reclama de los otros
el asentimiento, o el consenso intersubjectivo, una vez
presentadas las justificaciones con las que se afirma el
enunciado.

 El éxito en la acción. Según el pragmatismo, la verdad no


tiene que estar separada de la acción: el hombre no es un ser
teórico, sino un ser activo; la verdad se tiene que medir, pues,
por los resultados de la acción (utilidad). Para Williams James,
“adecuarse con la realidad” no es sino “estar en tan activo
contacto con ella, que se la maneje mejor que si no
estuviéramos adecuados a ella”. También Marx afirmó que “es
en la praxis donde el hombre tiene que probar la verdad, es
decir, la realidad y el poder de su pensamiento”: el
conocimiento surge de la praxis y tiene que ser contrastado
con ella para ser considerado verdadero.

 Posibilidad de la verdad. La certeza. Cuando una proposición


nos parece verdadera con claridad, decimos que es “evidente”. La
evidencia es, pues, una propiedad de las ideas claras y distintas
(Descartas). Esta propiedad le permite a la mente adherirse, con
absoluta seguridad, a la proposición. Esta seguridad con que la
mente afirma la verdad de una proposición se denomina certeza.
La certeza es, pues, un estado de la mente. Así, “dos más dos
son cuatro” aparece como evidente y lo podemos afirmar con
certeza.

La pregunta sobre la posibilidad de la verdad es una pregunta


sobre la posibilidad de la certeza. Casi nadie ha negado nunca tal
posibilidad en el ámbito de la matemática. Otra cosa diferente ha
ocurrido en lo relativo a las afirmaciones sobre la realidad.

 La actitud más pesimista es el escepticismo. Concepción


epistemológica que sostiene que la mente humana no es
capaz de justificar afirmaciones verdaderas.
 Opuesta al escepticismo, encontramos el dogmatismo.
Mantiene la verdad de un enunciado sin justificarla
demasiado, o sostiene que son muchos los enunciados cuya
verdad podemos saber. Son dogmáticos el estoicismo y el
epicureísmo porque, frente el escepticismo, sostuvieron la
posibilidad de defender con razones la verdad de las propias
opiniones (dógmata): dogma versus suspensión del juicio,
o epojé. Para Kant, el dogmatismo es la pretensión de
avanzar en el conocimiento filosófico sin haber sometido a
crítica las capacidades cognitivas de la Razón. Sus opuestos

12
son, por lo tanto, el criticismo y el escepticismo. Desde Kant,
dogmático es lo contrario de crítico. En un sentido parecido
equivale a “no científico”.

 Posturas intermedias:
 Criticismo. La filosofía crítica examina las capacidades
de la Razón humana para conocer algo a priori. Al estudio
de estas condiciones o posibilidades de conocimiento por
parte de la Razón, también lo denomina Kant “filosofía
trascendental”.
 El relativismo. Afirma que no hay verdades
universalmente válidas e independientes de la apreciación
de los sujetos. Por lo tanto, el conocimiento depende de
varios condicionamientos, que pueden ser el individuo, la
sociedad o la cultura, ya sea en el aspecto psicológico,
sociológico o histórico.
Comparado con el escepticismo, el relativismo afirma
menos. El escepticismo dice que no hay verdades o, si
hay, son escasas. El relativismo sostiene que las
verdades tienen un valor relativo al –en dependencia con
el– sujeto.

5.1. Naturaleza del pensamiento.

Los animales ven, oyen, huelen, gustan, sienten, se interesan, se encariñan, se


alegran, se irritan, se asustan, agreden, riñen. Pero no piensan, y al no pensar
no dirigen su vida; funcionan como robots programados fácilmente.

Los bebés piensan tampoco, y por eso ni toman decisiones ni se les hace
responsable de nada.

El distintivo del hombre es el pensamiento, que es conciencia y es ventana al


cosmos. El hombre es arquitecto de su propio destino, los animales no. Se
Supone con toda razón que el pensar mejor redunda en vivir mejor, Y Se
Supone que por el nivel superior de pensamiento acumulado en milenios, los
hombres del s. XXI podemos vivir mejor que nuestros antepasados de la época
de las cavernas.

¿Qué es pensar? El diccionario de la Real Academia define este término como:


a) Imaginar, discurrir o considerar.
b) Reflexionar, examinar con cuidado una cosa para Formar Dictamen.
c) Intentar o Formar ánimo de hacer una cosa.

Una óptima manera de entender lo que es pensar es observar Algunas de sus


operaciones: conceptos formar, percibir, conocer, Juzgar, comparar, abstraer,
razonar, opinar, significados elaborar, meditar, recordar, imaginar, reflexionar,
Analizar, examinar, considerar, Evaluar, deliberar, Comprender, verbalizar,

13
ponderar, planificar, programar, inducir, deducir, intenciones Formular, crear,
codificar, decodificar o Interpretar.

Es obvio que nuestra mente no capta la realidad en forma exacta y puramente


receptiva como la cámara fotográfica. Nuestro mundo interior es un sistema de
representación y construcción de la realidad Destinada a Permitir el actuar del
sujeto. El pensar no es desinteresado ni desencarnado. Tus pensamientos
Porque tu vida no es mi vida, y las Situaciones Problemáticas afrontas tú que,
no son las que afronto yo.

Los Pensamientos de un niño de cinco años y los de un joven de 20 y los de un


viejo de 70 son todos muy peculiares Porque las vidas de Estos son muy
peculiares. Y por ello mismo no piensan igual un hombre y una mujer, un
obrero y un campesino, un militar y un monje, un amo y un esclavo, un
magnate de la empresa y un pobre desempleado.

El pensamiento es Instrumento permanente de autoorganización y, por ende,


de desarrollo y crecimiento personales. El cerebro trabaja para hacer la vida
llevadera y fácil, y por eso es Capaz de realizar las dos Operaciones
antagónicas: el seguir rutinas y el lanzarse a la creación; y por eso también es
polifacético y flexible:

• Intuitivo y discursivo
• Ingenuo y crítico
• Teórico y práctico
• Directo y analógico
• Abstracto y concreto
• Realista y fantástico
• Racional y mágico
• Creativo y Reproductivo

Por su esencia Misma, el pensamiento viene a ser fuente de productividad,


originalidad, inventiva, heurística, transformación, creatividad. Nuestro sistema
de pensamiento funciona con base en cuatro subsistemas: La atención, la
percepción, la memoria y la Reestructuración.

El cerebro de cada hombre es potencialmente la gran fuente de energía que


transforma al mundo. Pero las potencialidades quedan estériles si no se da una
mano de obra educativa que nuestro medio Debe Ser A menudo reeducativa.
En efecto, muchas veces la familia y la escuela se dedicar un aculturar o
inculturar a los Niños de tal forma que los meten Dentro de los moldes
(Ideologías, convencionalismos, estereotipos, rituales) que Inhiben su
pensamiento y su creatividad matan.

14
Las experiencias recientes de los cursos y talleres de creatividad demuestran
Que se requiere muchas Tener capacidades creativas para defenderse de las
Presiones del medio hacia el CONSCIENTE en vez de tener conformismo.
Cuanto más se es consciente de estar dotado del Pensamiento Innovador,
tanto más latente SE PUEDE Manifestar la creatividad.

5.2. Estructura cognoscitiva.

Las estructuras cognoscitivas son las "propiedades organizativas de la


inteligencia, organizaciones creadas a través del funcionamiento e inferibles a
partir de la naturaleza de la conducta cuya naturaleza determinan". En un
sentido amplio, las estructuras cognoscitivas incluyen desde las estructuras
gestálticas a las estructuras operatorias.

1. Definición.- En el sistema de Piaget, las estructuras (cognoscitivas) son "las


propiedades organizativas de la inteligencia, organizaciones creadas a través
del funcionamiento e inferibles a partir de la naturaleza de la conducta cuya
naturaleza determinan. Como tales, Piaget las considera mediadoras entre las
funciones invariables de la conducta, por una parte, [organización y
adaptación], y sus diversos contenidos, por la otra". "La estructura, al igual que
el contenido y a diferencia de la función, evidentemente cambia con la edad, y
estos cambios evolutivos constituyen para Piaget su principal objeto de
estudio".

Así, refieren Castorina y Palau que "el objetivo de Piaget va más allá de la
mera descripción de las acciones observadas en los niños; su propósito es
explicar, aunque no causalmente, por qué los niños en una determinada etapa
son capaces de realizar ciertas acciones y sin embargo cometen 'errores' al
realizar otras. La respuesta a esta cuestión Piaget la ofrece en la tesis que
pasa a convertirse en uno de los principios más importantes de la teoría: las
acciones de los niños (y también la de los adultos) no se presentan en forma
caótica, inconexa y desordenada, sino que evidencian 'formas de organización'
distintas para cada periodo de desarrollo. Estas formas de organización de las
acciones son pensadas por Piaget como 'estructuras de conjunto' que al
organizar las acciones les otorgan significados integrándolas en un todo
coordinado y estructurado".

Según Richmond, "dentro de la psicología piagetiana de la inteligencia, las


estructuras mentales son dinámicas y se definen en virtud de reglas
operacionales que, en conjunto, forman un sistema equilibrado, habiendo
situaciones de equilibrio que son más estables que otras. Hay otros dos puntos
a retener a propósito de dichas estructuras. En primer lugar, cambian a lo largo
de la ontogenia intelectual, y como consecuencia, cambia la forma de equilibrio.
En segundo lugar, la estructura total tiene subestructuras que a su vez
muestran propiedades operacionales".

15
2. Tipos.- Indica Piaget que "existen dos tipos extremos de estructuras
cognoscitivas, que se encuentran ligadas por numerosas cadenas intermedias:
la Gestalt perceptiva, que posee una composición no aditiva e irreversible, y las
estructuras operatorias de la inteligencia, con composición aditiva, que se
fundan sobre las dos formas complementarias de reversibilidad: la inversión o
negación y la reciprocidad (agrupaciones, grupos y reticulados)". Desde un
punto de vista psicogenético, las estructuras cognoscitivas pueden clasificarse
según el momento en que se logra su construcción: cada nueva estructura se
construye a partir de la anterior configurando un nuevo periodo del desarrollo
intelectual, por lo que resulta concebible hablar de estructuras senso-motrices,
estructuras preoperatorias y estructuras operatorias concretas y formales.

Por ejemplo, una estructura senso-motriz es el grupo práctico de los


desplazamientos. Asimismo, las estructuras preoperatorias se definen a partir
de que carecen de reversibilidad, transitividad y conservaciones, pero poseen
identidades cualitativas y funciones orientadas que son igualmente cualitativas
y que corresponden a especies de "categorías", aunque muy elementales y
triviales .

3. Origen.- Para Piaget no hay más que tres respuestas posibles al problema
del origen de las estructuras cognoscitivas: preformación, creaciones
contingentes o construcción, optando Piaget por esta última alternativa.

Así, refiere que "como la noción de un surgimiento contingente es poco más o


menos contradictoria de la idea de estructura..., el verdadero problema es el de
la predeterminación o de la construcción.

En primer término, dado que una estructura constituye una totalidad cerrada y
autónoma, parece imponerse su preformación; de ahí el perpetuo renacimiento
de las tendencias platónicas en matemáticas y en lógica, y el éxito de cierto
estructuralismo estático en los autores enamorados de comienzos absolutos o
de posiciones independientes de la historia y la psicología. Pero como por otra
parte las estructuras son sistemas de transformaciones que se engendran unos
a otros en genealogías cuando menos abstractas, y como las estructuras más
auténticas son de naturaleza operatoria, el concepto de transformación sugiere
el de formación, y la autorregulación llama a la autoconstrucción". El origen de
las estructuras a partir de un proceso constructivo puede comprenderse más
detalladamente mediante el concepto de génesis.

5.3. Elementos para la construcción del pensamiento.

Los elementos básicos del pensamiento son el lenguaje, las imágenes y los
conceptos. Cuando pensamos en un objeto o en una persona, lo hacemos a
partir de enunciados verbales, de una imagen o de un concepto formado por
ciertos atributos del objeto o la persona.

16
Lenguaje: El lenguaje es un sistema hablado se basa en fonemas, que son las
unidades básicas del sonido que constituyen el lenguaje.

Imágenes: La imagen es una representación o recuerdo mental de una


experiencia sensorial. El uso y la manipulación de las imágenes nos sirve para
pensar en los problemas y resolverlos.

Los conceptos: El pensar lógico se caracteriza porque opera mediante


conceptos y razonamientos. El concepto es una categoría mental con que se
clasifican los objetos, las personas y las experiencias a partir de sus
características comunes. Los conceptos ayudan a pensar con mayor eficiencia
en las cosas y a categorizarlas en experiencias nuevas.

Como no se trata de un acto cuyo dominio se practica de manera mecánica,


sino de un proceso de construcción de productos escritos, su aprendizaje y su
práctica demandan un cuidadoso proceso de elaboración de su materia prima,
es decir, el pensamiento y de su forma de expresión o presentación por medio
de textos escritos. Es esta concepción dialéctica de la escritura que vincula el
pensar con el escribir deriva la necesaria y estrecha relación entre contenido y
forma, que todo redactor debe valorar como prioritaria y como eje de cualquier
ejercicio que se proponga realizar.

En torno a ella giran, pues, las características o cualidades de la buena


redacción, que enseguida analizamos. Características de la buena redacción:
la claridad, la primera característica de una buena redacción es la claridad. Si
la intención de quienes escribimos es que nos entienda un amplio público, esto
nos exige claridad en las ideas una visión clara de los hechos o de las ideas.
La sencillez, es la que consiste en emplear palabras de uso común; la sencillez
no quiere decir vulgaridad sino que las palabras de uso común se pueden
expresar con naturalidad.

En todo pensamiento que integra conocimientos, podemos distinguir cuatro


elementos:

• El sujeto que conoce.


• El objeto conocido.
• La operación misma de conocer.
• El resultado obtenido que es la información recabada acerca del objeto.

Dicho de otra manera: el sujeto se pone en contacto con el objeto y obtiene una
información acerca del mismo. Cuando existe congruencia o adecuación entre
el objeto y la representación interna correspondiente, decimos que estamos en
posesión de una verdad.

17
LOS TRES NIVELES DEL CONOCIMIENTO: El ser humano puede captar un
objeto en tres diferentes niveles, sensible, conceptual y holístico. El
conocimiento sensible consiste en captar un objeto por medio de los sentidos;
tal es el caso de las imágenes captadas por medio de la vista. Gracias a ella
podemos almacenar en nuestra mente las imágenes de las cosas, con color,
figura y dimensiones. Los ojos y los oídos son los principales sentidos
utilizados por el ser humano. Los animales han desarrollado poderosamente el
olfato y el tacto.

En segundo lugar, tenemos el conocimiento conceptual, que consiste en


representaciones invisibles, inmateriales, pero universales y esenciales. La
principal diferencia entre el nivel sensible y el conceptual reside en la
singularidad y universalidad que caracteriza, respectivamente, a estos dos tipos
de conocimiento.

El conocimiento sensible es singular y el conceptual universal. Por ejemplo,


puedo ver y mantener la imagen de mi padre; esto es conocimiento sensible,
singular. Pero además, puedo tener el concepto de padre, que abarca a todos
los padres; es universal. El concepto de padre ya no tiene color o dimensiones;
es abstracto. La imagen de padre es singular, y representa a una persona con
dimensiones y figura concretas. En cambio el concepto de padre es universal
(padre es el ser que da vida a otro ser). La imagen de padre sólo se aplica al
que tengo en frente. En cambio, el concepto de padre se aplica a todos los
padres. Por esto decimos que la imagen es singular y el concepto es universal.
En tercer lugar tenemos el conocimiento holístico (también llamado intuitivo,
con el riesgo de muchas confusiones, dado que la palabra intuición se ha
utilizado hasta para hablar de premoniciones y corazonadas). En este nivel
tampoco hay colores, dimensiones ni estructuras universales como es el caso
del conocimiento conceptual. Intuir un objeto significa captarlo dentro de un
amplio contexto, como elemento de una totalidad, sin estructuras ni límites
definidos con claridad. La palabra holístico se refiere a esta totalidad percibida
en el momento de la intuición (holos significa totalidad en griego). La principal
diferencia entre el conocimiento holístico y conceptual reside en las estructuras.
El primero carece de estructuras, o por lo menos, tiende a prescindir de ellas.

El concepto, en cambio, es un conocimiento estructurado. Debido a esto, lo


percibido a nivel intuitivo no se puede definir, (definir es delimitar), se capta
como un elemento de una totalidad, se tiene una vivencia de una presencia,
pero sin poder expresarla adecuadamente. Aquí está también la raíz de la
dificultad para dar ejemplos concretos de este conocimiento. Intuir un valor, por
ejemplo, es tener la vivencia o presencia de ese valor y apreciarlo como tal,
pero con una escasa probabilidad de poder expresarla y comunicarla a los
demás.

18
Un ejemplo de conocimiento holístico o intuitivo es el caso de un
descubrimiento en el terreno de la ciencia. Cuando un científico vislumbra una
hipótesis explicativa de los fenómenos que estudia, podemos decir que ese
momento tiene un conocimiento holístico, es decir, capta al objeto estudiado en
un contexto amplio en donde se relaciona con otros objetos y se explica el
fenómeno, sus relaciones, sus cambios y sus características.

El trabajo posterior del científico, una vez que ha vislumbrado una hipótesis,
consiste en traducir en términos estructurados (conceptos) la visión que ha
captado en el conocimiento holístico, gracias a un momento de inspiración.

La captación de valores nos ofrece el mejor ejemplo de conocimiento holístico.


Podemos ver a un ser humano enfrente de nosotros (esto es un conocimiento
sensible o de primer nivel). Podemos captar el concepto de hombre y definirlo
(esto es un conocimiento conceptual o de segundo nivel). Pero además,
podemos vislumbrar el valor de este hombre en concreto dentro de su familia.
Percibimos su valor y lo apreciamos. Esto es un conocimiento holístico o de
tercer nivel.

La experiencia estética nos proporciona otro ejemplo de conocimiento holístico.


Percibir la belleza de una obra de arte significa captar ese objeto sin
estructuras, sin conceptos, simplemente deteniéndose en la armonía,
congruencias y afinidades con el propio sujeto. Debido a esto, la experiencia
estética se puede denominar también conocimiento por con naturalidad. Ver en
el siguiente diagrama la construcción del pensamiento en la integración de sus
partes y características:

19
5.4. Actividad e imagen.

El hombre cuenta con herramientas como la memoria, la imaginación, la


sensación, la percepción y la conceptualización, entre otras, que le permiten
construir el conocimiento y por tanto aprender. Todo conocimiento deriva de la
experiencia sensible y se hace fino gracias a la razón. En consecuencia para
esta investigación se abrazan los planteamientos que el empirismo hace con
respecto de la importancia de la sensación como primer vía de aprendizaje
para el ser humano.

El planteamiento que la escuela Gestalt hace respecto de la influencia de la


percepción en los proceso de aprendizaje es de suma importancia para las
autoras, pues las acciones de selección que se ejecutan durante la percepción
definen en gran medida los detalles que la mente abstrae al momento de
formar un concepto. Otros paradigmas sobres los cuales se sustenta
fuertemente el presente estudio es el cognitivista y el constructivista; el primero
permite a las autoras analizar el flujo del procesamiento de información dentro
de la mente paso a paso, para así definir de forma objetiva las actividades de
aprendizaje necesarias y la secuencia de ellas en el aula para que el
procesamiento de datos sea eficiente por parte de los estudiantes. Mientras
que del constructivismo se rescatan los puntos referentes al aprendizaje
significativo de Ausbel y Bruner, la zona de desarrollo próximo planteada por

20
Vigotsky, así como el considerar la interacción entre individuos como base de
la evolución educativa de un individuo.

En referencia al área de la didáctica se consideran las tesis de “Vigotsky,


Leontiev, A. Luria y Priot Galperín como principios para la gestión del proceso
enseñanza aprendizaje como un proceso de carácter sistémico basado en la
actividad mediado por diferentes instrumentos tanto materiales como
cognitivos, por ejemplo: la tecnología y el lenguaje”. De manera tal que se
define una línea de trabajo didáctica orientada hacia el desarrollo de
habilidades de pensamiento, con sustento en la Teoría de la Actividad de
Leontiev y Galperín.

Al mismo tiempo se considera primordial cumplir con la implementación de los


principios de la didáctica para la dinámica del aula, prestando especial atención
al principio de la sistematicidad, de la asequibilidad y de la vinculación de lo
concreto con lo abstracto.

A. Ubicación del individuo en espacio y tiempo.


Los estudiantes reconocen como punto inicial necesario para la generación de
una idea el “estar” presentes en una escena de vida cotidiana; definen que el
individuo, antes que nada, se encuentra “existiendo” en un segmento específico
de espacio y tiempo; el cuál generalmente tienden a describir de forma
narrativa y en relación a una experiencia de su vida o a la de algún ser querido.

B. Registro Sensorial.
Es importante iniciar la definición del registro sensorial aclarando que se
plantea en este punto del presente artículo como el segundo paso para la
generación de una imagen mental conforme a la perspectiva de los
estudiantes, a pesar de que la mayoría de ellos reconoce el registro sensorial
como el punto inicial para la existencia de una imagen mental, fue necesario en
este caso definirlo en segundo lugar debido a la documentación que debía
realizarse sobre el segmento denominado Ubicación del individuo en espacio y
tiempo.

El registro sensorial es entonces una operación dirigida a absorber los


estímulos sensoriales mediante alguno de los sentidos. La gran mayoría de los
estudiantes declaran a la vista como el receptor de sensaciones que registra el
mayor porcentaje de información; en segundo lugar se encuentra el oído, los
estudiantes hacen referencia a que un buen volumen de sus ideas surge a
partir del registro de un estímulo auditivo, principalmente la música; en tercer
lugar se encuentran referencias asociadas al gusto pero generalmente
orientadas hacia la necesidad de satisfacer los impulsos del hambre.

Es difícil encontrar asociaciones entre la generación de ideas y los sentidos del


tacto y olfato, es notable el hecho de que los estudiantes no centran su
atención en dichas categorías de estímulos.

21
Una nota de alta relevancia en el presente estudio es el que algunos
estudiantes definen de forma correcta el proceso de sensación, pero otro
considerable grupo nombra el proceso de sensación como proceso perceptual
o de percepción.

C. Percepción Selectiva
El menor grupo de estudiantes está formado por quienes identifican dentro de
su actividad de trabajo una operación que definen como el análisis, captación o
atención de detalles y características del estímulo u objeto que se está viendo y
que lo hace único, los estudiantes que logran identificar este proceso de
percepción definen que durante esta operación se concentran en elementos
como la forma , el color, la textura; es decir, características físicas, materiales,
plásticas, principalmente en las visuales pues recordemos que la mayoría
prioriza y basa sus experiencias sensoriales en lo que ve.

D. Procesos cognitivos, emoción, imaginación, e inspiración.


El proceso central y determinante en la actividad de los estudiantes al momento
de elaborar una propuesta de diseño se define de varias formas dependiendo
de los estudiantes y por esa razón se explica a partir de cuatro categorías
identificadas:

a. Procesos Neurológicos. Un grupo de estudiantes plantea que


mediante las neuronas el cerebro procesa información que recibió de los
sucesos anteriores (Ubicación del individuo en espacio y tiempo,
Registro Sensorial, y Percepción Selectiva) para producir pensamiento e
ideas y traer recuerdos a partir de los cuales obtienen directamente
representaciones visuales en mente.

b. Imaginación. Existe otro grupo de estudiantes que refiere a la existencia


de un proceso mental dominado por la imaginación, donde después de
haber pasado por los estados anteriores (Ubicación del individuo en
espacio y tiempo, Registro Sensorial, y/o Percepción Selectiva) el
estímulo sensorial que han registrado desencadena una serie de
imágenes visuales en las cuales se pueden distinguir objetos y seres
que no existen en realidad. Resulta curioso para este estudio que
algunos de los estudiantes que plantean la existencia de la imaginación
como productora de ideas, priorizan los estímulos auditivos a los
visuales en su rango de experiencias sensoriales.

c. Inspiración. Otro grupo afirma que después de tener contacto con el


objeto “llega la inspiración”; es decir a partir de un objeto se sentirán
motivados a elaborar representaciones gráficas que hagan referencia al
objeto, y plantean que es gracias a la inspiración que pueden obtener
nuevas ideas o bien, adquirir nuevo interés en ciertos objetos o
actividades a realizar.

22
d. Proceso Cognitivo. Un buen número de estudiantes plantea que
después de haber pasado por las etapas de Ubicación del individuo en
espacio y tiempo, Registro Sensorial, y/o Percepción Selectiva el
momento definitivo y de mayor complejidad para la generación de un
imagen mental es la serie de operaciones mentales que ejecuta el
cerebro para procesar la información. Dentro de este se identifica
diversidad de operaciones planteadas por los estudiantes que es posible
designar teóricamente como habilidades cognitivas entre la cuales se
tiene: Seleccionar, Agrupar, Unir, Asociar, Relacionar y Comparar; los
estudiantes definen que estas operaciones mentales se hacen con
diversos productos mentales como ideas, sueños, pensamientos… de
entre los cuales siempre mencionan a los recuerdos.

Después de haber sucedido a la cadena de eventos antes descrita los


estudiantes definen la aparición en mente de una imagen clara, algunos la
nombran idea, otros imagen, otros pensamiento pero todos concuerdan en que
es algo visible; lo describen como una fotografía que se visualiza al interior del
cerebro y en el cual es posible distinguir colores, formas, texturas visuales,
entre otros elementos que pueden ser representados de forma inmediata
mediante instrumentos de dibujo.

5.5. Interpretación de problemas.

La clave en la solución de Problemas es ser sistemático, identifique el proceso


correcto, haga un análisis correcto, determine las alternativas y seleccione la
mejor de acuerdo a sus resultados e implicaciones. para ello es necesaria la
Información así como la correcta interpretación de esta.

Además de una organización sistemática en busca de la solución de los


problemas, el pensamiento crítico nos permita un adecuado esquema en la
solución de problemas, pero..., ¿Que es un problema?

Nos enfrentamos a un problema, cuando queremos algo y no conocemos de


forma inmediata la secuencia de acciones necesarias para alcanzarlo, luego de
esta definición, probablemente hemos descartado algunos supuestos
problemas, pero de ello profundizaremos más tarde.

1. Categorización

Es el primer paso, la categorizaron es una de las funciones mentales


superiores, y en nuestro caso nos permitirá determinar de antemano la
dificultad del problema.

2. Los problemas pueden ser:


 Concretos
 Abstractos

23
Evidentemente los problemas donde la solución es algo concreto, implican
menor dificultad que la búsqueda de algo abstracto, si busco una casa, un
coche, un trabajo, un contrato, es más sencilla la estrategia que si busco, una
idea para conseguir dinero, o realizar el diseño de un producto nuevo, pintar un
cuadro o escribir el capítulo de un libro.

 Especifico
 General

Seguramente encontraremos más estrategias para encontrar cualquier..., que


encontrar un..., aunque no necesariamente.

Pasemos ahora a la estructura. la solución de un problema implica tres


estados, un estado inicial, que es cuando identifico el problema y comienzo a
definirlo, si no lo hago bien, probablemente no pasare de este nivel, luego
vienen las operaciones, que son las actividades que determiné, van a
solucionar mi problema, finalmente el estado de llegada, la solución. El espacio
de un problema, donde se desarrollan las características, puede ser pequeño y
conocido, o enorme, incluso infinito, lo que significa que un problemas puede
ser:

 Bien definido
 Mal definido

En un problema bien definido, conozco mi estado inicial, conozco claramente el


estado final, y conozco las reglas necesarias para llegar al resultado, los
acertijos y las pruebas matemáticas corresponden a este nivel, la correcta
interpretación de la información relevante, llevara siempre a la solución de
estos problemas, los problemas bien definidos generalmente implican
transformación de un estado en otro por el contrario, los problemas mal
definidos, son más difíciles, implican gran creatividad, y sencillamente nada
garantiza que lleguemos a su solución, pero con una buena estrategia
mejoraremos mucho nuestras posibilidades.

Volviendo a las etapas empezaremos con la primera, el inicio, la preparación:


La primera clave es la identificación del problema, implica dos aspectos, el
objetivo, y la pregunta.

El objetivo, que es lo que buscamos, la carga de estrés que generan las


consecuencias de un problema, el bloqueo mental en su solución, o la
búsqueda persistente de alternativas, nos impide muchas veces aclarar
realmente los objetivos y plantearlos en forma de preguntas, todas saben que
encontrar una buena pregunta es a veces más difícil que encontrar una buena
respuesta.

24
Ejemplo:

Problema: Tengo problemas de dinero

Puede ser un problema realmente, la pregunta sería ¿Cómo soluciono mis


problemas de dinero?, Estaríamos frente a un problema abstracto, general y
mal definido, ello implicaría ya que es un problema difícil, pero si determinamos
objetivos, podremos transformarlo en específico y definido simplemente
transformando mientras definimos el objetivo:

 Tengo problemas de dinero,


 cambiandolo por....

¿Cómo logro que mis ingresos, sean mayores que mis egresos? (No lo son
este momento), o

¿Qué estrategias busco para cancelar mis deudas?

Si en un problema no determinamos los objetivos y planteamos una correcta


pregunta que responder, tendremos problemas al continuar la estrategia.

Comprender el problema, implica su adecuada representación, ya sea un


papel, un tablero o una servilleta, ¿Por qué?

La resolución de problemas implica el uso de varias funciones mentales


superiores, su representación, ya sea por medio de un dibujo, una matriz, una
gráfica o un listado nos permite liberar nuestro cerebro, del uso de la memoria,
que le quitaría espacio a otras funciones necesarias

La información, recolectar la mayor cantidad de información, implica mayor


cantidad de alternativas, de mejores alternativas, también es necesario evaluar
la información, la cual puede ser de tres tipos:

a) Hechos
b) Suposiciones
c) Inferencias

Si usted no puede diferenciar las diferencias entre estas tres, va a tener


verdaderas dificultades para resolver problemas

Claves para solucionar problemas de forma efectiva:

25
i. Determinar y articular con frecuencia las metas, propósitos y las
necesidades, es reconocer el problema como un obstáculo que se me
interpone para alcanzar el logro de mis metas
ii. Es importante en lo posible atender un solo problema al tiempo, y sobre
todo, expresarlo con toda la claridad y precisión posible
iii. Determine el tipo de problema al que se enfrenta, por ejemplo lo que
tiene que hacer para resolverlo. Diferencia entre los problemas sobre los
que tiene algún tipo de control y aquellos sobre los que no tienen
ninguno, concéntrese en los primeros
iv. Decida qué información necesita para resolverlo y búsqueda
v. Analice e interprete cuidadosamente la información que recopile.
Delimitando las inferencia que razonablemente puede eliminar
vi. Precise las opciones a tomar. ¿Qué puede hacerse de inmediato? ¿Qué
tiene que esperar? Reconozca cuáles son sus limitaciones, por ejemplo
en términos de dinero, tiempo y poder
vii. Evalué las opciones. Considere las ventajas y las desventajas.
viii. Adopte un acercamiento estratégico e implante esa estrategia. Puede
que la situación requiera acción directa y rápida o menor tiempo para
pensar antes de actuar.
ix. Cuando tome acción, compruebe las implicaciones de sus actos según
estas se manifiesten. Este listo para revisar y modificar la estrategia o su
análisis del problema en cualquier momento o según obtenga más
información sobre el problema

Naturaleza del problema definido y etapas de solución:

I identificación del problema

D definición y representación del problema, metas

E exploración de estrategias

A actuación guiada por las estrategias, anticipar resultados y


acciones

L ogros o evaluación y rectificación de los resultados

26
FUENTES BIBLIOGRAFICAS Y MESOGRAFICAS

Blog: Nan Vygotsky. (2014). Las raíces genéticas del pensamiento y del
lenguaje. En línea. Visto el día 27 de abril de 2017 en:
https://sites.google.com/site/nanvygostkyyelhabla/las-raices-geneticas-
del-pensamiento-y-el-lenguaje

COSERIU EUGENIO, (1986). Introducción a la lingüística. Madrid: Gredos.

Díaz, Barriga. A.F. (2004). Estrategias Docentes para un aprendizaje


significativo. Un enfoque constructivista. México: MC Graw Hill.
Recuperado el día 10 de mayo de 2017 en:
https://drive.google.com/drive/u/0/recent

Filosofem. (2010). Tópicos de filosofía. En línea. Visto el día 10 de mayo de


2017 en: http://www.nodo50.org/filosofem/spip.php?article132

Gutiérrez, Sáenz, Raúl. (1988). Introducción a la lógica. México: Herder.


Recuperado el día 10 de mayo de 2017 en:
https://drive.google.com/drive/u/0/my-drive

Herder On line (2017). Lengua. Enciclopedia Herder. En línea. Visto el día 05


de mayo de 2017 en:
https://encyclopaedia.herdereditorial.com/w/index.php?search=lengua&full
text=Search

PSIKIPEDIA. (2015).Conceptos y categorización en el desarrollo conceptual.


Libro electrónico. En línea. Visto el día 10 de mayo de 2017 en:
http://psikipedia.com/libro/desarrollo-2/2034-conceptos-y-categorizacion-
en-el-desarrollo-conceptual

Roberto. T. (2016). Portal educativo de recursos para Humanidades y Ciencias


Sociales. En línea. Visto el día 10 de mayo de 2017 en:
http://www.robertexto.com/archivo11/pensamiento.htm#top

Sánchez, Susanta, et., al., (2013). El proceso de aprendizaje a través del


pensamiento complejo. Ponencia magistral. Congreso de innovación
tecnológica y educativa. México: Cancún. Recuperado el día 10 de mayo
de 2017 en: http://www.laccei.org/LACCEI2013-
Cancun/RefereedPapers/RP148.pdf

UFRGS. (2010). Estructura cognoscitiva. En línea. Visto el día 20 de mayo de


2017 en: https://chasqueweb.ufrgs.br/~slomp/epistemologia-
genetica/glossario/Estructura%20cognoscitiva.htm

VYGOTSKY, LEV. (1986). Pensamiento y Lenguaje. México: Booktet, 2017.

27
Web Consultas, (2010). Las primeras palabras del niño. En línea. Visto el día
27 de abril de 2017 en: http://www.webconsultas.com/bebes-y-
ninos/creciendo/primeras-palabras-y-desarrollo-del-lenguaje-en-bebes-
10605

28