Está en la página 1de 9

8 SUGERENCIAS PARA LOS

ADULTOS CUIDADORES EN
TIEMPOS DE CUARENTENA
Ps. Loreto San Martín
1. Padres tranquilizadores más que
estimuladores.

Los niños necesitan cuidadores calmados en


este momento. Los niños/as
necesitan adultos tranquilos, amorosos y
afectuosos que sean capaces de mantener la
calma en esta situación tan complicada.

Cuando los adultos cuidadores del niño/a


mantienen la calma, el/la niño/a puede
experimentar el mismo estado y replicar los
comportamientos que ven.

Frente a momentos de mayores estrés al


interior del hogar y donde el adulto cuidador
se sienta sobrepasado, éste debería buscar a
otro adulto que pueda apoyar la labor de
cuidado en esos momento, y así el
autorregularse y volver a la labores de
cuidado del niño/a.
2. Explicar lo que sucede.
Es importante explicarle a los niños/as lo que
está sucediendo, según la etapa del
desarrollo que se encuentra cada uno. Usar
un lenguaje apropiado a la edad del niño,
observar cómo reacciona y ser conscientes
de su nivel de ansiedad. Por ejemplo para
niños más pequeños, la explicación puede
ser a través de cuentos, o de actividades
lúdicas y también que ésta sea algo breve,
invitando a la calma.
3. Limitar el uso de pantallas y cuidar que sean contenidos
adecuados a la edad.

El primer punto es poner límites de tiempo, siempre es necesario aunque


en esta situación y dadas las circunstancias se puede ser más laxo, pero
la idea es evitar que los niños pasen la mayor parte del día frente al
celular.
Por estos días los contenidos audiovisuales
expuestos por redes sociales pueden tener un
carácter bastante crudo y agresivo, si bien son
realidades de la actualidad estas son fuertes
inclusive para los adultos. Imaginemos como
puede repercutir psicoemocionalmente en un
niño/a no preparado/a en madurez para
comprender y procesar dichos contenidos.

Ante ello es preferible que los niños no ingresen


a la redes sociales de los adultos, que ingresen
a paginas o aplicaciones acorde a su nivel
etario y que puedan disfrutarlas en compañía
de su cuidador.
4. Fuera las noticias.
Los niños no las necesitan en este
momento. Actualmente se están
ofreciendo en un tono que no les
hace bien a los niños/as ahora.

Apaga la televisión. Evidentemente


la televisión estará mostrando
noticias sobre el coronavirus de
manera frecuente y de un modo
alarmante. Esto no ayudará a la
armonía del hogar.

Manténgase informado de la
contingencia a través de medios
formales de manera personal sin
que esto afecte a sus niños/as
5. Intentar mantener las rutinas.
Intentar mantener la rutina habitual de los
niños y niñas, que tenían antes de la
suspensión de clases presenciales. Tener un
rutina permite darles mayor seguridad y
estabilidad, así como también podrían
disminuir niveles de ansiedad.

Es importante que esta rutina y horarios sean


flexibles y se puedan ir modificando según las
necesidades del niño/a, del grupo familiar o
las circunstancias contextuales.

Organizar el día y contar con anticipación de


un set de actividades que las niñas y niños
puedan realizar en casa, como, por ejemplo,
dibujar, armar figuras, etc. Trata de que este
set sea muy amplio.
6. Deje que el niño se exprese.
Recordarle a los niños/as que pueden hablar sobre el tema con
usted cuando ellos quieran o los necesiten. Dedicarle tiempo para
resolver todas sus dudas y asegurarse que estas fueron resultas.

Es importante no minimizar o evitar las posibles preocupaciones


que los niños/as puedan tener. Para lo anterior, es importante
comprender sus sentimientos y explicarle que es natural
experimentar esos sentimientos ante este tipo de situaciones
(miedo, angustia, irritabilidad, etc.)
7. Efectúa con ellos las actividades del hogar.
Aprovecha que los niños están en casa para que efectúen
actividades contigo, invocarlos e invítalos a colaborar con
actividades del hogar. Ellos sentirán un impacto positivo en su
autoestima al saber que están colaborando con la familia.
Claramente estas deben ser acorde a las posibilidades de la
edad de cada niño.
¡¡¡Una gran alternativa es la cocina en familia!!!
8. Tener mucha paciencia
No perder la paciencia, RECUERDA QUE LA PERSONA ADULTA
ERES TÚ y eres responsable de manejar la situación de la mejor
manera. Respira profundo y busca nuevas actividades
entretenidas. Recuerda que tu hija o hijo siempre querrá estar
cerca de ti, es por amor, no para incomodarte.

Recuerda que cuentas con todo un Equipo de respaldo para


ayudarte. ¿Necesitas apoyo? ESCRIBENOS!!
Apoyofamiliarvsm@gmail.com

También podría gustarte