Está en la página 1de 6

MARCO TEÓRICO

METODO DE LAS ISOYETAS


Es el método más preciso, pues permite la consideración de los efectos
orográficos en el cálculo de la lluvia media sobre la cuenca en estudio.
Se basa en el trazado de curvas de igual precipitación de la misma
forma que se hace para estimar las curvas de nivel de un levantamiento
topográfico.

Sobre la base de los valores puntuales de precipitación en cada


estación (como los enmarcados en un cuadro rojo en la siguiente figura)
dentro de la cuenca, se construyen, por interpolación, líneas de igual
precipitación:

Ilustración 1 Cuenca y sus estaciones [ CITATION scr12 \l 3082 ]

Las líneas así construidas son conocidas como isoyetas. Un mapa de


isoyetas de una cuenca es un documento básico dentro de cualquier
estudio hidrológico, ya que no solamente permite la cuantificación del
valor medio sino que también presenta de manera gráfica la distribución
de la precipitación sobre la zona para el período considerado. Una vez
construidas las isoyetas será necesario determinar el área entre ellas
para poder determinar la precipitación media mediante la expresión:

Donde:
Pj: Valor de la Precipitación de la Isoyeta j.
Aj: Área incluida entre dos isoyetas consecutivas (j y j+1).
m: Número total de isoyetas

Nota: Como se observa de la anterior expresión este método asume


que la lluvia media entre dos isoyetas sucesivas es igual al promedio
numérico de sus valores.

MÉTODO DE LAS CURVAS ISOYETAS

El hombre a lo largo de su historia evolutiva ha enfrentado grandes


desafíos, siendo el principal la naturaleza del medio que lo rodea. Como
prioridad a las inundaciones producto de altas precipitaciones, lo lleva al
desarrollo de infraestructuras hidráulicas para su supervivencia en las
zonas donde habita. Los precursores más destacados de estas obras
son los romanos con sus sistemas de drenajes, otros lo usaron a su
favor, entre ellos los Incas.

Cada generación ha ido mejorando y perfeccionando las técnicas


mediante estudios y análisis, surgiendo la Meteorología como la ciencia
que se encarga de estudiar las variaciones de la atmósfera y de los
fenómenos que en ella ocurren como las lluvias, vientos, nubes,
relámpagos, entre otros.
A través de ésta se ha basado parte del desarrollo de las obras civiles,
desarrollando equipos que le permiten conocer las precipitaciones en
determinadas áreas como son entre ellos los pluviómetros.

Ilustración 2 Pluviómetro y sus partes [ CITATION Car08 \l 3082 ]

En la actualidad para poder desarrollar cualquier obra de drenaje, se


debe considerar la precipitación media de la zona donde se va a
desarrollar ésta; contemplando todas las cuencas que desahoguen en
dicha área.

Para esto se han desarrollado varios métodos de cálculo, entre ellos,


los más importantes son:

1. Promedio Aritmético.

2. Polígono de Thiessen.

3. Red de Puntos.

4. Curvas Isoyetas.

De los anteriores, el de mayor precisión es el Método de las Curvas


Isoyetas, pero es subjetivo y dependiente del criterio del hidrólogo que
la estudia, de acuerdo al conocimiento que este tenga de las
características de la lluvia en la región estudiada. De allí permitirá
incorporar los mecanismos físicos que explican la variabilidad de la
lluvia dentro de la cuenca. Este método consiste en trazar curvas
(Curvas Isoyetas) de igual precipitación a partir de los datos puntuales
reportados por las estaciones meteorológicas para un periodo elegido .
Los intervalos de profundidad de precipitación (decenas, medias
centenas, centenas, etc. de milímetros) y de incremento de tiempo (1
hora, 6 horas, 12 horas, 1 día, 1 mes, 6 meses, 1 año, etc.) se toman de
acuerdo a la necesidad del problema.

 El proceso constructivo a seguirse es el siguiente:

Sobre el plano de la cuenca, elaborado a escala conveniente, se


replantean las estaciones entre sí, en triangulación, cuidando que las
líneas no se intercepten y dando prioridad a las más cercanas.

Con los datos de precipitación correspondiente a cada estación se


interpola linealmente con las estaciones enlazadas, con la finalidad de
encontrar los puntos de igual precipitación.

Empleando líneas curvas suaves y continuas unimos los puntos


anteriormente interpolados. Hasta el momento se ha seguido una
metodología semejante a la empleada en las curvas de nivel
topográficas.

Ayudados por la topografía de la cuenca y las rosas de los vientos


respectivas, se corrigen las curvas isoyetas dándoles la forma correcta
de acuerdo al relieve y a la orientación de los frentes de lluvia. Por lo
general las curvas se verán forzadas a moverse del punto interpolado.

La expresión a utilizarse, para determinar la precipitación media de la


cuenca (Pm), es la siguiente:
Donde:

Pi = Precipitación promedio entre dos curvas isoyetas consecutivas.

Ai = Área delimitada por las dos curvas isoyetas.

At = Área total considerada.

Para trazar las isoyetas, como ya se citó anteriormente, se recomienda


superponer la cuenca a un mapa de curvas de nivel, para tener en
cuenta el efecto de la topografía que da origen a una distribución
aparentemente caprichosa de la precipitación, pues de otra manera los
resultados obtenidos no se diferencian mayormente de los obtenidos
por el Métodos de los Polígonos de Thiessen. Debe evitarse recurrir
únicamente a interpolaciones lineales, sobre todo cuando se trabaja en
zonas montañosas.
BIBLIOGRAFÍA

Maldonado, C. (2008). Obtenido de


http://wwwimois15.blogspot.com/2008/05/metodo-de-las-curvas-
isoyetas.html
scribd. (2012). Obtenido de
https://es.scribd.com/document/189527791/Metodo-de-Isoyetas