Está en la página 1de 30

1

Manual de Calidad Química del Agua para Riego

I. Generalidades.

Cuando el agua ésta en contacto con rocas o suelo, se disuelven las sales de estos
materiales. Entre estas sales tenemos algunas bien conocidas que se indican a
continuación.
Nombre común Nombre químico

Yeso Sulfato de calcio CaSO4.2H20


Sal de Epsom Sulfato de magnesio MgSO4.7H2O
Sal de Glauber Sulfato de sodio Na2SO4.10H2O
Bicarbonato Bicarbonato de sodio NaHCO3
Sal común Cloruro de sodio NaCl

Al disolverse en el agua, las sales pierden su identidad y se desdoblan para formar iones.
Así cuando se disuelve cloruro de sodio este se separa en iones sodio e iones cloruro. Por
este se acostumbra de usar y describir análisis de agua en términos de iones y no de
sales.
Los siguientes son los principales iones que se encuentran en el agua.
Cuadro 1. Iones que se encuentran en el agua.
a) Cationes Símbolo químico

Calcio Ca++
Magnesio Mg++
Potasio K+
Sodio Na+

b) Aniones Símbolo químico

Cloruro Cl-
Nitrato NO3-
Carbonato CO3=
Sulfato SO4=
Bicarbonato HCO3-

Se encuentran en bajas concentraciones: potasio, carbonatos y nitratos.


Boro, se encuentra en todas las aguas que se usan para el riego, pero en la mayoría de
los casos en concentraciones muy bajas. Se diferencia de los otros constituyentes del
agua por encontrarse en forma de Ion ácido. Por conveniencia, usaremos la expresión
Boro (elemento) para los análisis (símbolo químico “B”).

Aceves, 1979 (1). La calidad del agua para riego debe evaluarse en base a la
potencialidad de ésta para producir efectos dañinos al suelo, a los cultivos, a los animales
y personas que consumen dichos cultivos.
2
Para distinguir la ventaja o desventaja del agua que se intenta o pretende utilizar con fines
de riego; debe tenerse en cuenta: la calidad química y la calidad agronómica. La calidad
química está determinada por la concentración y composición de los constituyentes
disueltos que tengan, y su conocimiento servirá para recomendar su uso con fines
domésticos, industriales, pecuarios y agrícolas. Cuando el agua se va a usar para riego
de cultivos la calidad química no va a especificar si el agua debe o no ser empleada, es
necesario considerar la calidad agronómica.

La calidad agronómica, está determinada por los factores siguientes: calidad química,
suelo por regar, método de riego, condiciones de drenaje del suelo, cultivos para regar,
condiciones climáticas y prácticas de manejo del agua, del suelo y de las plantas.

II. Metodología de la toma de muestras de agua.

Se recomienda que el recipiente a utilizar sea de plástico o de vidrio de color oscuro,


éstas deben ser lavadas con el agua que va a ser muestreada.
Para los análisis químicos ordinarios la cantidad requerida es de un litro
aproximadamente. La muestra debe acompañarse con una etiqueta, con las siguientes
especificaciones:
Lugar de muestreo (Municipio, Ejido, Estado, etc.).
Número de muestra:
Fecha de muestreo:
Suelo (Textura, estructura, tipos y series, etc.).
Cultivos:
Nombre de la persona que tomó la muestra.
Deben ser determinadas lo más pronto posible o inmediatamente el pH y la conductividad
eléctrica (C.E.) porque varía según pase el tiempo.
La metodología de la toma de muestras de aguas no es uniforme, sino que varía según la
naturaleza de la fuente por muestrear. A continuación, se describe sobre el muestreo de
agua en:
2.1. Ríos, canales y drenes.
Deben tomarse las muestras del agua en movimiento, se recomienda que sea de
debajo de la superficie libre del agua. La frecuencia para épocas en que el caudal del
río es aproximadamente constante, muestras mensuales son suficientes.
En época de lluvia o avenidas deben tomarse muestras adicionales para caracterizar el
agua durante el tiempo que dure, para detectar cambios en la concentración de sales.

2.2. Presas de almacenamiento.


Cuando se deriva constantemente el agua, con muestreos mensuales a la salida de la
obra de toma es suficiente, porque la concentración salina varía muy poco. Cuando se
deriva periódicamente el agua, se recomienda muestrear al inicio de la derivación para
detectar la variación de la concentración de sales.
2.3. Pozos profundos
Se recomienda tomar la muestra de agua, después de que se haya bombeado como
mínimo durante una hora, para que la concentración total de las sales del acuífero a
determinar sea confiable.
3
Una muestra mensual es aconsejable para llevar el control de las sales, en pozos
donde las extracciones son aproximadamente iguales a las aportaciones del acuífero, si
la extracción es mayor a la aportación del acuífero, en este caso, será necesario hacer
muestreos adicionales más frecuentes.
2.3. Lagos de gran extensión
Estas aguas no están completamente mezcladas y con muestreos mensuales y a
diferentes profundidades en varios lugares representativos, se puede detectar la
variación de la concentración de las sales. Si el objetivo es determinar el balance de las
sales, debe muestrearse a la salida de la obra de toma, cada semana o diario según de
las variaciones de la cantidad de sales y de la proporción que ésta tiene en solución.
2.4. Niveles freáticos.
Será necesario de construir pozos de observación, de donde se tomarán muestras cada
mes, cuando se quiere emplear el agua con fines de sub-irrigación, o se desee impedir
que se concentren sales en la superficie del suelo.
Si el nivel freático asciende o desciende constantemente, fenómeno observado a través
de los pozos de observación, será necesario de muestreos auxiliares para estimar los
cambios en la concentración total de las sales.
2.5. Manantiales.
Se recomienda tomar muestras cada mes, debido a que sus concentraciones varían. En
épocas de lluvias, será necesario tomar muestras adicionales para tener una
información confiable.
3. Características que determinan la calidad química del agua para riego.

Siguiendo los lineamientos generales citados en el “Hand- Book-60”, del laboratorio de


Riverside, California, del U.S.D.A., las características básicas que determinan la calidad
del agua para riego son:
3.1. El contenido total de sales solubles, o concentración total
3.2. La concentración relativa del sodio con respecto a los otros cationes.
3.3. La concentración de Boro, Flúor u otros elementos que pueden ser tóxicos.
3.4. La concentración y presencia de algunos elementos en ciertas condiciones.
a) Concentración de bicarbonatos en relación con la presencia del calcio más
magnesio.
b) Presencia y concentración respectiva del anión “bicarbonato”, “sulfatos” y
“cloruro”, por ejemplo, en zonas de riesgo que cuentan con cultivos de tipo
permanente.

3.1 El contenido total de sales solubles.

En 1954 el laboratorio de salinidad de los Estados Unidos, reportó el uso de la


conductividad eléctrica (C.E) para determinar la concentración total de sales solubles en el
agua de riego.
El método de la conductividad eléctrica que mide básicamente los componentes ionizados
de la solución, está relacionada con la suma total de cationes o aniones de una solución y
también está relacionada con los sólidos totales disueltos.
El método se fundamenta en el uso de un “puente de Wheatstone”, que trabaja con
resistencia. En el circuito se intercala una “Celda de conductividad” de pipeta o de
4
inmersión con electrodos de platino, esta celda tiene una constante. La conductividad
eléctrica de una solución resulta la inversa de la resistencia, se dice que:
C.E= K 1/R (1)
Donde :
C.E = Conductividad eléctrica de la solución (mhos) (las determinaciones se efectúan
a 25 ˚C)
K = Constante de la celda.
R = Unidad de resistencia (ohms)

La unidad de resistencia es el ohms, y la unidad de conductividad, el mhos, como esta


medida es muy grande, se usa la milésima, el milimhos (mmhos), para bajos contenidos
de sales solubles, el micromhos (µmhos), que es un millón de veces menor que el mhos y
mil veces menor que el milimhos(mmhos).
Entonces:
(mmhos) 1 milimhos =1 x 10-3 mhos
(µmhos) 1 micromhos = 1 x 10-3 mmhos = 1x 10-6 mhos
Para una determinación de la C.E x 103 (mmhos) a 25 ˚C, a una temperatura cualquiera
(t), el contenido de sales solubles totales es:
C.E x 103 = K * 1/Rt * Ft* 1000 (2)
Donde:
Rt = Medida de la resistencia a la temperatura (t), determinada en la cápsula o pipeta
que contiene la muestra.
Ft= Factor de corrección para temperatura (t), para llevarla a 25˚C (existen tablas con
factores de corrección).
Los aparatos de conductividad modernos poseen un sistema compensador de
temperatura, por lo que la temperatura de la muestra no se considera y dan lecturas
directas de conductividad en mmhos o en micromhos, y poseen constantes de la celda.
K = 1 para lectura directa y K = 10 para soluciones en concentraciones más elevadas:
La determinación se lleva a cabo visualmente por “ojo eléctrico” (mayor abertura).
La conductividad eléctrica (C.E) se usa con propósito de diagnóstico y clasificación de
suelos y de aguas, la cual se puede determinar en forma rápida y precisa. Existen una
serie de fórmulas empíricas que correlacionan la conductividad eléctrica con:
Conductividad eléctrica (C.E) a presión osmótica (P.O) en atmósfera P.O = 0.36 C.E x 10³
para extractos del suelo dentro de los límites de
3 < C.E x 10³ < 30.
a) Conductividad eléctrica (C.E) a partes por millón (ppm)
ppm = 0.64 x C.E x 106, para aguas de riego dentro de los límites de: 100<C.E x106 <
5000
b) Conductividad eléctrica (C.E) a mili equivalente por litro (m.e/litro)
m.e/litro=10 x C.E x 10³, para aguas de riego y extractos del suelo entre los límites
de: 0.1 < C.E x 10³, < 5
5
A continuación se definen los términos usados anteriormente.
Conductividad eléctrica (C.E). la recíproca de la resistencia eléctrica. Esta es la
resistencia en ohms de un conductor metálico o electrolítico, que tiene 1 cm de largo y un
área transversal de 1 cm, por tanto, la C.E se expresa en recíproca de ohms por
centímetro o sea mhos/cm.
Presión osmótica (P.O). la presión negativa equivalente que tiene influencia en el grado
de difusión del agua a través de una membrana semipermeable. La presión osmótica, se
puede calcular y expresar en atmósferas utilizando el punto de abatimiento de la
congelación T en ˚C al aplicar la ecuación:
P.O = 12.06 T - 0.0210 T²
Partes por millón (p.p.m). es numéricamente igual a miligramos por litro.
Mili equivalente por litro (m.e/lt). Un mili equivalente de un ion o compuesto en un litro
de solución.
3.2 La concentración relativa del sodio con respecto a otros cationes.
Los cationes (Ca++, Mg++, Na+ y K+ en pequeñas cantidades) y aniones (CO3=, HCO3-,
SO4= y Cl-), solubles de las aguas de riego reaccionan en los suelos en forma iónica.
Al aumentar la proporción de Na+, existe lo que se define como “peligro de sodificación” o
“peligro de sodio” y si la concentración relativa de los cationes Ca ++ y Mg++ aumenta, dicho
peligro disminuye.
A partir de una determinada proporción de Na+, actúa no sólo sobre la calidad química del
agua, sino también sobre las propiedades físico-químicas del suelo.
Para establecer la concentración relativa de Na+ con respecto a los cationes Ca++ + Mg++,
surge de los estudios de Japón, conocido como “relación de absorción de sodio = RAS”.
Esta relación es la siguiente:
𝑁𝑎+
𝑅𝐴𝑆 = +++𝑀𝑔++
(3)
√𝐶𝑎
2

Donde las concentraciones de Na+, Ca++ y Mg++ se expresan en me/L (mili equivalente por
litro). Esta relación representa la actividad de los iones solubles de sodio en la reacción
de intercambio catiónico con el suelo.
En la figura 1, se presenta un nomograma para determinar el valor de las RAS, en una
agua para riego y opuesto a la escala de la RAS, se encuentra la escala del pro ciento de
sodio intercambiable (PSI), suponiendo condiciones de equilibrio entre los iones solubles,
y los intercambiables. Sin embargo, esta condición no se presenta con frecuencia en la
práctica, por que la solución del suelo casi siempre posee mayor concentración que el
agua para riego. La causa del aumento de la concentración de la solución del suelo es la
evaporación y absorción del agua del suelo por el sistema radical de las plantas.
La RAS, es un buen estimador del PSI cuando las sales del agua están en equilibrio con
las del suelo y está dado por:
PSI = 100 (-0.0126 +0.01475 RAS) (4)
1 + (-0.0126 +0.01475 RAS)
6

de acuerdo a esta ecuación empírica, entre mayor es el valor de la RAS, es de esperarse


mayor valor del PSI.
Los puntos 3.3 y 3.4 referente al contenido de Boro “B” y aniones diversos, se analizará
más detalladamente al tratar criterios e índices de la clasificación hecha en Chapingo,
para determinar la calidad química del agua para riego.

Figura 1. Nomograma para determinar el RAS de las aguas de riego y para estimar el
valor correspondiente de PSI del suelo en equilibrio con el agua. (Richards 1954)

4. Medida del potencial de hidrogeno (pH) del agua.

La ionización del agua esquemáticamente se puede interpretar así:


7

2H2O H3+ + OH- (5)


2 mol. Agua = ácido + base

se dice entonces que el agua actúa como ácido y como base.


El ion hidrógeno (H+), a modo de protón, se estabiliza como ión hidronio (H3 O+)
actuando como ácido, porque al concentrarse en la solución como ión, el hidrógeno tiende
a crear un enlace coordinado con un par de electrones libres del átomo de oxígeno de la
molécula de agua. El elemento que se comporta como base es en este caso el ión
hidróxido (OHˉ), que actúa a modo de anión.
Las propiedades ácidas de una disolución se incrementa a medida que aumenta la
proporción de iones hidrógeno o hidronio, su concentración podrá establecer la medida de
la acidez ( o su inversa, la alcalinidad) del medio.
En el agua pura, neutra, las respectivas concentraciones, tanto de iones hidronio, así
como los hidrófilos, son iguales o sea:
C(H3 O+) = C(OH) =0.0000001= 1x 10-7 moles por litro
Donde:
C = concentración.
El logaritmo de base 10 de dicha concentración podría ser, en consecuencia un indicador
de este grado de “acidez” o “alcalinidad”. Considerando la inversa de este exponente
negativo y expresándolo en forma de logaritmo decimal tenemos:

pH = log 1 = log 10 = 77 (6)


1 x 10-7
entonces el potencial hidrógeno o pH resulta:

pH = log 10 1 (7)
C(H3O+)

Como el punto neutro o límite de acidez- alcalinidad es de pH = 7, ello significa que


cuando este valor de pH disminuye (pH = 4 por ejemplo), la acidez aumenta y viceversa.
El potencial de hidrógeno, determinado por procedimientos electrónicos, recibe el nombre
de “pe hache” (pH) y se puede definir como: el logaritmo en base 10 del valor recíproco de
la concentración de los iones hidrógeno o hidronio.

Ejemplo:
• Para una concentración C(H+) = 0.00007 mol/L.

pH = 1/10-5 = log 10 = 55

• Para una concentración de hidrógeno = 0.01, el pH = 2

• Para una concentración de hidrógeno = 0.0000012 = 1.2 x 10 -6

log 1/1.2 x 10-6 = log 10 /1.26 = log 10 - log 1.26 = 6 – 0.079 = 5.92
8

Si partimos de un pH conocido y queremos expresar este grado de acidez en


concentración de iones hidrógeno o hidrogeniones, el procedimiento a seguir es:

Si el pH es = 5.90 entonces:

pH = 1/C(H3O+), el logaritmo de 1/C(H3O+) = 5.9

el antilogaritmo de este valor (5.9) es 750000 (aproximadamente) es decir, 7.95 x 10 5 ,


despejando tenemos:

C(H3O+) = 1/7.95 x 105 = 1/7.95 x 10-5 = 0.126 x 10-5

Es importante determinar el pH en el agua de riego, porque es un indicativo previo de


cierto valor, si el pH es superior a 7, entre 7.5 a 8.5 aproximadamente denota distinto
grado del contenido de sales solubles, las que, a su vez, podrán estar influidas por el
catión sodio (Na), de gran valor en la determinación, dado su grado peligrosidad. Es
sabido que el sodio es sumamente alcalino (base fuerte) e induce el valor de pH hacia
cifras superiores al límite 7. en menos grado lo hace el catión magnesio, calcio, etc.

Existen dos métodos principales para determinar el pH en agua y soluciones:

1. Método electrométrico. Midiendo el potencial de electrodo de un metal o


electrodo que haya absorbido hidrógeno en su superficie y esté en
contacto directo con la solución cuyo pH se quiere determinar; se
establece un equilibrio entre el hidrógeno absorbido y las moléculas de
ácido.
2. Método colorimétrico. Se basa en los cambios de color de ciertas
sustancias conocidas como “indicadores”.

Por ejemplo, el azul de timol es amarillo si el pH es 8.0 o menor, tiene


diferentes gama entre amarillo y azul para valores de pH situados entre
8.0 y 9.6, adquiriendo un color azul para pH 9.6 ó más.

Existen otros indicadores, como el anaranjado de metilo, el rojo de


bromocresol, la fenoftaleina, el tornasol, etc., que reaccionan cambiando
de color a distinto pH.

5. Clasificación de aguas para riego hecha en Riverside, California.

Está basada la clasificación de aguas en la conductividad eléctrica en micromhos por


centímetro (CE x 106/ cm a 25 ˚C) y en la relación de absorción de sodio (RAS).

El diagrama para la clasificación de aguas para riego se muestran en la figura 2, donde


quedan definidas 16 clases de aguas, para utilizar el diagrama es necesario conocer la
conductividad eléctrica (C.E x 106/cm a 25˚C) y la concentración de los iones sodio y
(calcio + magnesio) del agua, para determinar el valor de la RAS. Los métodos de análisis
de C.E, Na y (Ca + Mg), se describen en el manual 60 del USDA (6) o instructivo de
análisis de agua y suelo departamento de irrigación (O) ver Anexo I.
9

Si solo se conoce el valor de (calcio + magnesio), el sodio puede calcularse por la


ecuación:

Na+ = (C.E x 106 /100) - (Ca++ + Mg++) (8)

Si únicamente se conoce el valor de sodio el (calcio +magnesio) puede calcularse de la


manera siguiente:

(Ca++ + Mg++) = (CE x 106/100 ) – Na+ (9)

Usando los valores de la RAS y la C.E, se recurre a la figura 2, donde entrando en las
abscisas con el dato de la conductividad, se busca la unió con el dato correspondiente a
las ordenadas RAS. El punto de unión caerá en cierta zona del diagrama.
10
Figura 2. Normas de Riverside para evaluar la calidad de las aguas de riego (U.S. Soil
Salinity Laboratory)
Ejemplo:
Según el formato 1, el análisis químico del agua de una acequia de Santo Tomás-
Texcoco. El (calcio + magnesio) es igual a 5 me/L; el sodio 1 me/L y la C.E 660
micromhos/cm, a 25 ˚C. El valor de la RAS se obtiene de la Figura 1 ó utilizando la
ecuación (3):

RAS = Na+/ Ca++ + Mg++/2 expresados los iones en me/l, es RAS=0.63

El punto del diagrama figura 2, que corresponde a estas coordenadas. (RAS= 0.63; C.E x
106 = 660) clasifica el agua como C2-S1.

Según el manual 60 de USDA (6). El significado e interpretación de las clases por calidad
en el diagrama es el siguiente:

a) Conductividad:

a. Agua de baja salinidad (C1): puede usarse para riego de la mayor parte de los
cultivos, en casi cualquier tipo de suelo con muy poca probabilidad de que se
desarrolle salinidad. Se necesita algún lavado, pero este se logra en condiciones
normales de riego, excepto en suelos de muy baja permeabilidad.
b. Agua de salinidad media (C2): puede usarse siempre y cuando haya un grado
moderado de lavado. En casi todos los casos y sin necesidad de prácticas
especiales de control de la salinidad, se pueden producir las plantas
moderadamente tolerantes a las sales.
c. Agua altamente salina (C3): No puede usarse en suelos cuyo drenaje sea
deficiente. Aún con drenaje adecuado se puede necesitar prácticas especiales
de control de la salinidad, debido, por lo tanto, seleccionar únicamente aquellas
especies vegetales muy tolerantes a sales.
d. Agua muy altamente salina (C4): no es apropiada para riego bajo condiciones
ordinarias pero puede usarse ocasionalmente en circunstancias muy especiales.
Los suelos deben ser permeables, el drenaje adecuado, debiendo aplicarse un
exceso de agua para lograr un buen lavado, en este caso, se deben seleccionar
cultivos altamente tolerantes a sales.
e. Agua de salinidad excesiva (C5): que sólo debe emplearse en casos muy
contados, extremando todas las precauciones apuntadas anteriormente.
f. Agua de salinidad excesiva (C6): no aconsejable para riego.

B) Sodio

La clasificación de las aguas de riego con respecto a la RAS se pasa


primordialmente en el efecto que tiene el sodio intercambiable sobre la condición
física del suelo. No obstante, las plantas sensibles a este elemento pueden sufrir
daños a consecuencia de la acumulación del sodio en sus tejidos cuando los
valores del sodio intercambiable son más bajos que los necesarios para
deteriorar la condición física del suelo.
a. Agua baja en sodio (S1): puede usarse para riego en la mayoría de los suelos
con poca probabilidad de alcanzar niveles peligrosos de sodio intercambiable.
11
No obstante, los cultivos sensibles como algunos frutales y aguacates pueden
acumular cantidades perjudiciales de sodio.
b. Agua media en sodio (S2): el suelo de textura fina el sodio representa un peligro
considerable, más aun si dichos suelos poseen una alta capacidad de
intercambio de cationes, especialmente bajo condiciones de lavado deficiente, a
menos que el suelo contenga yeso. Esta agua solo pueden usarse en suelos de
textura gruesa o en suelos orgánicos de buena permeabilidad.
c. Agua alta en sodio (S3): puede producir niveles tóxicos de sodio intercambiable
de sodio intercambiable en la mayor parte de los suelos, por lo que estos
necesitarán prácticas especiales de manejo, buen drenaje, fácil lavado y
adiciones de materia orgánica. Los suelos yesíferos pueden no desarrollar
niveles perjudiciales de sodio intercambiable cuando se riegan con este tipo de
aguas. Puede requerirse el uso de mejoradores químicos para sustituir el sodio
intercambiable; sin embargo, tales mejoradores no serían económicos si se usan
aguas de muy alta salinidad.
d. Agua muy alta en sodio (S4): es inadecuada para riego, excepto cuando su
salinidad es baja o media y cuando la disolución del calcio del suelo y la
aplicación de yeso u otros mejoradores no hace antieconómico el empleo de
esta clase de aguas.

Ocasionalmente, el agua de riego puede disolver un buen porcentaje de calcio en


los suelos calcáreos, de tal manera que disminuye notablemente el peligro por
sodio, condición que deberá tenerse muy en cuenta en el caso de usar aguas de
las clases C1-S3 y C1-S4 tratándose de suelos calcáreos de pH alto o de suelos
que no sean calcáreos, el estado de sodio de las aguas C1-S3, C1-S4 y C2-S4
se pueden modificar ventajosamente agregando yeso al agua. De igual manera
es conveniente aplicar yeso al suelo periódicamente cuando este vaya a regarse
con aguas C2-S3 y C3-S2.

6. Criterios e índices para la clasificación química del agua para riego hecha en
Chapingo.
Palacios y Aceves (1970), para clasificar el agua para riego existen tres criterios
principales para juzgar la ventaja o desventaja del uso del agua con fines de riego.

En el cuadro 2 se indican los tres criterios e índices respectivos.

CUADRO 2 Criterios e índices para clasificar las aguas para riego.


Criterios Índices Abreviaturas
1.Conductividad Eléctrica C.E
6.1. Contenido de sales solubles. 2. Salinidad efectiva. S.F.
3.Salinidad potencial S.P.
R.A.S.
1. Relación de absorción de
Efecto probable del sodio sobre sodio.
6.2 C.S.R.
las características físicas. 2. Carbonato de sodio residual.
3. Por ciento de sodio posible.
P.S.P.
Contenido de elementos tóxicos 1.Contenido de boro B
6.3
para las plantas. 2. Contenido de cloruro Cl
Fuente: Palacios, V.O. y Aceves, N.R. (1970).
12
Se hará un estudio a continuación de los índices para determinar sus beneficios y
limitaciones y como se obtiene:

6.1 Contenido de las sales solubles

1. Conductividad eléctrica (C.E)

Este índice fue analizado al tratar el contenido total de las sales solubles.

Aceves (1), reporta que la C.E debe tomarse como orientación ya que cuando se relaciona
con la respuesta de los cultivos a las sales los límites establecidos en la clasificación, en
ocasiones se disparan grandemente debido a la interacción de otros factores, como son la
precipitación o dilución de sales en el suelo.

2. Salinidad efectiva (S.E)

Este índice estima el peligro que puede producir las sales solubles del agua para riego al
formar parte de la solución del suelo, es decir, al sustraer de la salinidad total los
carbonatos de calcio y magnesio y sulfatos de calcio, que se precipitan fácilmente cuando
el agua para riego pasa a constituir parte de la solución del suelo, las cuales dejan
participar en el ascenso de la presión osmótica de la solución del suelo.

Se calcula la salinidad efectiva con las siguientes ecuaciones:


Si Ca > (CO3 + HCO3 + SO4); entonces:
SE = suma de cationes - (CO3 + HCO3 + SO4) (10)

Si Ca <(CO3 + HCO3 + SO4); pero Ca > (CO3 + HCO3) entonces:


SE = suma de cationes – Ca (11)

Si Ca <(CO3 + HCO3); pero (Ca + Mg) >(CO3 + HCO3 ); entonces:


SE = suma de cationes - (CO3 + HCO3 ) (12)

Si (Ca +Mg)< (CO3 + HCO3); entonces:


SE = suma de cationes – (Ca + Mg) (13)

Todos los iones se expresan en me/l. Al analizar las ecuaciones siempre a la suma de
cationes se resta el componente o componentes de las sales que pueden precipitarse y
que se encuentran en menor cantidad.

Cuadro 3. clasificación del agua para riego según su salinidad efectiva (S.E.)
Clase Salinidad efectiva en me/l
Buena Menos de 3.0
Condicionada De 3.0 a 15.0
No recomendable Más de 15.0
Fuente: Palacios y Aceves (1970).
13
3. Salinidad Potencial (S.P)

Este índice determina la cantidad de Cl- y SO4 que puede ser perjudicial a los cultivos,
debido al incremento de la presión osmótica de la solución del suelo.

Los cloruros y sulfatos son sales que quedan en solución, cuando la humedad
aprovechable es menor del 50%. Aceves (1), el peligro de salinidad por cloruros en el
agua para riego no puede predecirse en forma general y debe determinarse para un suelo
y un cultivo especifico, Doneen en 1963 introdujo este índice y lo expreso con la fórmula:

SP= Cl + ½ SO4 (14)

Las concentraciones se expresan en m.e/l.


Cuadro 4. clasificación de aguas para riego según su salinidad potencial

Clase Salinidad potencial en me/L


Buena Menos de 3
Condicionada De 3 a 15
No recomendable más de 15
Fuente: Palacios y Aceves (1970).

6.2 Efecto probable sobre las características físicas del suelo.

Es muy complicada una clasificación de la calidad química de las aguas con respecto al
peligro del sodio, pero el problema puede ser juzgado desde el punto de vista del grado
probable al que un suelo absorberá el sodio del agua, y la velocidad de dicha absorción al
aplicar el agua al aumentar la proporción del sodio intercambiable, el suelo tiende a hacer
más disperso y el pH aumenta a veces hasta el valor de 10. en los suelos altamente
sódicos la materia orgánica dispersa y disuelta puede depositarse en la superficie debido a
la evaporación originándose un ennegrecimiento, y las arcillas parcialmente saturadas de
sodio, se dispersan transportándose hacia abajo presentándose una textura gruesa y
quebradiza, formándose una capa densa y de baja permeabilidad con estructura
prismática o columnar.

La solución del suelo en suelos sódicos, los aniones presentes en su mayor parte son los
cloruros, sulfatos y bicarbonatos; también se pueden encontrar pequeñas cantidades de
carbonatos. A pH muy elevado se precipitan el calcio y magnesio en presencia de iones
carbonatos, razón por las que las soluciones del suelo, de suelos sódicos, contienen
pequeñas cantidades de estos cationes, predominando el sodio.

1. Relación de absorción de sodio (RAS).


El laboratorio de salinidad de los EE.UU. en 1954, propuso este índice para evaluar la
cantidad química del agua para riego con relación a su concentración del ión sodio.

La determinación del RAS se describió en la clasificación de aguas para riego, hecha en


Riverside, California.

2. Carbonato de sodio residual (CSR).


14
En las aguas destinadas para riego, si el contenido de carbonatos y bicarbonatos es
mayor que el calcio y magnesio, debe tenerse en cuenta. No solo por su natural toxicidad,
a muchas especies vegetales, sino también por incrementar la precipitación del calcio y
magnesio como carbonatos.
A medida que la precipitación de estos aniones aumenta y existiendo la posibilidad que se
formen carbonato de sodio, que quedará en la solución del suelo por su alta solubilidad.
En estas condiciones la concentración de sodio puede ser suficiente para desplazar el CA
y al Mg; del complejo de intercambio, produciendo la de floculación del suelo.

Eaton (1950), propuso este índice y se calcula con la siguiente fórmula;

“Carbonato de sodio residual (CSR)”


(Na2 CO3) = (CO=3 + HCO-3) – (Ca++ + Mg++) ó
CSR = (CO=3 + HCO-3) – (Ca++ + Mg++) (15)

Cuando la diferencia es negativa no existe el problema y el valor del CSR puede


suponerse igual a cero.

Cuadro 5. clasificación de aguas para riego de acuerdo con el contenido de carbonato de


sodio residual (Wilcox S.C.S. EUA- 1955)

Clase CSR en me/L


Buena Menos de 1.25
Condicionada o marginal De 1.25 a 2.50
No recomendable Mayores de 2.50

3. Por ciento de sodio posible (PSP)

la fórmula que se usa para calcular este índice es la siguiente:

PSP=Na/SE * 100 (16)

El PSP se utiliza para estimar el PSI. Según Scofield 1935 y Green en 1948, afirman que
valores de PSP de 60% y 80% respectivamente eran peligrosos.

Aceves (1979) reporta que no existe correlación entre PSP en el agua y el por ciento de
sodio intercambiable en los suelos; por esta razón no es recomendable su uso.

6.3 contenido de elementos tóxicos para las plantas.

Las aguas para riego contienen en solución algunos elementos que pueden ser tóxicos
para las plantas aún en pequeñas cantidades.

Los elementos que más se encuentran en solución son: boro, ión cloruro, Hg, Zn, Pb, As,
Cd y Li.

1. Contenido de Boro (B).


15
El boro aparece en casi todas las aguas naturales en mínima porción, sin embargo
a concentraciones mayores produce efectos tóxicos en las plantas.

Scofield, 1936, propuso una clasificación del agua relacionando cultivos y el


contenido de boro (cuadro 6). En el cuadro 7 se presentan algunos cultivos
tolerantes a la presencia de boro y el cuadro 8 clasificación de las aguas de
acuerdo a su contenido de boro.

Cuadro 6. clasificación de las aguas por su contenido de boro (de Scofield y Wilcox
S.C.S. EUA).
Para cultivos
Semitolerantes
Clase Sensibles (ppm) Tolerantes (ppm)
(ppm)
Excelente Menos de 0.33 Menos de 0.67 Menos de 1.00
Buena De 0.33 a0.67 De 0.67 a 1.33 De 1.00 a 2.00
Permitida De 0.67 a 1.00 De 1.33 a 2.00 De 2.00 a 3.00
Dudosa De 1.00 a 1.25 De 2.00 a 2.50 De 3.00 a 3.75
Inaceptable Mas de 1.25 Mas de 2.50 Mas de 3.75
Fuente: J Luque (1981)

Cuadro 7. tolerancia relativa de los cultivos a la presencia del Boro en las aguas
para riego.
Sensibles Sumí- tolerantes Tolerantes
1 ppm – 0.3 ppm 2 ppm – 1 ppm 4 ppm – 2 ppm
Nuez encarcelada Papa Espárrago
Nogal Algodón Palma datilera
Fríjol navy Tomate(jitomate) Remolacha azucarera
Ciruelo Rábano Remolacha forrajera
Peral Chícharo Betabel
Manzano Olivo Alfalfa
Vid Cebada Fríjol
Higo kadota Trigo Cebolla
Cerezo Maíz Nabo
Durazno Sorgo Col
Chabacano Avena Lechuga
Zarzamora Calabaza Zanahoria
Naranjo Pimienta
Aguacate Camote
Toronja Frijol lima
limón
Fuente: Manual 60 USDA(1970)

Cuadro 8. clasificación de las aguas para riego de acuerdo a su contenido de Boro.


Clase Contenido de Boro en ppm
Buena Menos de 0.33
Condicionada De 0.5 a 4.00
No recomendable Mas de 4.00
Fuente: Palacios y Aceves (1979)

2. Contenidos de cloruros
16
Existe evidencia de la toxicidad especifica del ión cloruro para algunos árboles frutales y
cultivos de guía, pero la predicción de su efecto en las plantas tiene que ser específica y
no puede generalizarse.

Para clasificar el agua por el contenido de cloruro, se utiliza el cuadro 9 y cuando se vaya
a regar alguno de los cultivos regados en el cuadro 10 se recomienda utilizar este índice.

Cuadro 9. clasificación del agua para riego de acuerdo a su contenido de cloruros.


Clase Contenido de cloruro me/l
Buena Menos de 1.0
Condicionada De 1.0 a 5.0
No recomendable Más de 5.0
Fuente: Palacios y Aceves (1970).

Cuadro 10. tolerancia de algunos cultivos a la concentración de cloruros en el


extracto de saturación de suelos.
Cultivos Concentración permisible de cloruros en el
extracto de saturación del suelo en m.e/l
Mandarina 25
Limonero 15
Naranjo agrio 15
Frutales de hueso 7-25
Aguacate 5-8
Vid sin semilla 25
Vid rosa negra 10
Zarzamora 10
Frambuesa 5
Fresa larssen 8
Fresa shasta 5

7. Clasificación de aguas para riego por el Método Chapingo.

Para caracterizar un agua desde su punto de vista química, las determinaciones que
deben hacerse son: Ca++, Mg++ ,Na+ y K+ (cationes), CO=3, HCO-3, Cl -, y SO=4 (aniones),
pH, la conductividad eléctrica y el contenido de boro. Será necesario determinar otros
elementos como Pb, Li, Hg, As, Zn y Cd cuando se trata de aguas residuales. Los
métodos de análisis se describen el manual 60 del USDA (6), o instructivo de análisis de
agua y suelo, departamento de irrigación o ver apéndice (I).

El método Chapingo, parte de los datos y análisis químico, al calcular el por ciento de
carbonatos más bicarbonatos (CO3 + HCO3) respecto de la suma total de aniones, se
pueden presentar dos casos.

7.1 Aguas con (CO3 +HCO3) menor del 20%


7.2 Aguas con (CO3 +HCO3) mayores del 20%
7.3 Aguas condicionadas.

A continuación se describe el procedimiento a seguir para cada caso.

7.1 Aguas con (CO=3 + HCO-3) menor del 20%.


17
Se deben calcular los siguientes índices.
1. para estimar el efecto de contenido de sales salubles.
a. Conductividad eléctrica (CEx106); si está es mayor de 250 micromhos/cm;
será necesario calcular el índice (B).
b. Salinidad potencial, SP (para su clasificación ver cuadro 4).
2. Para estimar el efecto probable del sodio sobre las características físicas del
suelo.
a. Relación de absorción de sodio RAS (ver figura 1).
b. Carbonato de sodio residual CSR (ver cuadro 5).
3. Para estimar el efecto de elementos tóxicos.
a. contenido de boro B (ver el cuadro 8).
b. Contenido de cloruros Cl (ver cuadro 9).
4. Conclusión sobre la calidad química del agua.
a. Serán “buenas” aguas con (CO3 +HCO3) menor del 20%, si los índices
calculados no rebasan los siguientes valores.
a. C1S1 (ver figura 2)
b. SP < 3 me/L
c. CSR < 1.25 me/L
d. B < 0.3 ppm
e. Cl * < 1 me/L (ver cuadro 10)
b. Serán “no recomendables”, aguas con (CO3 +HCO3) menor del 20 % si
uno o más índices calculados rebasan los siguientes valores
a. C4Si y/o CiS4, en donde i= 1,2,3,4 y/o (ver fig. 2)
b. SP > 15 me/L y/o.
c. B > 4.0 ppm.
d. Cl* > 5.0 me/l (ver cuadro 10).

7.2 Aguas con (CO=3 + HCO-3) mayores del 20%.

Se deben calcular los siguientes índices.

1. Para estimar el efecto de contenidos de sales solubles:


a. conductividad eléctrica (CEx106), si está es mayor de 250 micromhos/cm,
será necesario calcular los índices.
b. SE y SP (ver para su clasificación los cuadros 3 y 4 respectivamente).
2. Para estimar el efecto probable del sodio sobre las características físicas del
suelo. Se debe calcular el índice.
a. CSR (para su clasificación ver cuadro 5).
3. Para estimar el efecto de elementos tóxicos.
a. Contenido de Boro B (ver cuadro 8)
b. Contenido de cloruros Cl (ver cuadro 9).
4. Conclusión sobre la calidad química del agua
a. “Serán buenas” , aguas (CO3 +HCO3) mayor del 20%, si los índices
tienen los siguientes valores.
i. CE x 106 menor que 250 micromhos o SE menor que 3 me/L.
ii. SP < que 3 me/L
iii. CRS < 1.25 me/L
iv. B < 0.3 ppm.
v. Cl < L me/L ver cuadro 10.
18
b. Serán “no recomendables” aguas (CO3 +HCO3) mayor del 20%, si uno o
más índices rebasan los siguientes valores.
i. SE > 15 me/L; y/o
ii. SP>15 me/L; y/o
iii. CSR >2.5 me/L; y/o
iv. B > 4.0 ppm; y/o
v. Cl > 5 me/L ver cuadro 10

7.3 Aguas condicionadas.

Al calcular los valores de los índices y al clasificarlas de acuerdo con sus cuadros
respectivos, si los valores están comprendidos entre los extremos de agua condicionada,
entonces la calidad del agua no puede ser definida exclusivamente por sus características
químicas, si no que se requiere información adicional de la calidad agronómica del agua
que comprende los siguientes factores:

a. Calidad química
b. Cultivo por regar.
c. Suelo por regar.
d. Condiciones climatológicas.
e. Método de riego
f. Condiciones de drenaje del suelo.
g. Prácticas de manejo del agua, del suelo y de las plantas.

8. Notación abreviada de la calidad química del agua para riego.

Palacios y Aceves (1970). Proponen la siguiente notación:

B = bueno.
C = Condicionada
N = No recomendable

Cuando el agua de riego es C ó N, la notación se representa en forma de un cuadrado,


cuyo denominador será uno o más números y/o letras que indican el o los índices
problemas de acuerdo con la siguiente clase:

Cuadro 11. notación abreviada de la calidad del agua.


Clave Cuando el factor crítico son las sales solubles
La Estimada con la CE
Lb Estimada con la SE
Lc Estimada con la SP

Cuadro 12. notación abreviada de la calidad del agua


Clave Cuando el factor crítico es el sodio
2a Estimada con la RAS
2b Estimada con la CSR
19
Cuadro 13. notación abreviada de la calidad del agua.
Cuando el factor crítico son los
Clave
elementos tóxicos
3a Boro
3b Cloruros

Ejemplo 2.
A continuación tenemos algunas notaciones y la forma de interpretar es el siguiente:

1. B buena
2. C/ 2 b, 3a Condicionada por CSR y contenido de Boro (ver cuadro 12 y
13).
3. N/ 3a No recomendable por Boro.
4. C/3ª, N/2b Condicionada por boro y no recomendable por CSR.

Ejemplo 3.

Para desarrollar un ejemplo utilizando el método hecho en Chapingo, se tomarán los datos
de análisis de agua del formato 1 y son los siguientes:

CE x 106 = 660 µmhos/cm a 25˚ C Boro; 0.18 ppm


pH = 7.1
Cationes me/L Aniones me/L
Ca++ = 3.0 CO=3 = 0.0
Mg++ = 2.0 HCO-3 = 1.8
Na+ = 1.0 Cl- = 2.4
K+ = 0.50 SO=4 =1.5
 6.50  5.70

Calculo del porcentaje de (CO3 + HCO3) respecto a la suma total de aniones; para
determinar si es menor o mayor del 20%

CO3 = 0.0 me/L

HCO3 = 1.8 me/L entonces CO3 + HCO3 =0.0 + 1.8 = 1.8 me/L

(CO3 + HCO3) * 100 = 1.8 me/L *100 = 31.58%


suma de aniones 5.70 me/L

según el resultado obtenido, nos encontramos en el caso de aguas con más de 20% de
(CO3 + HCO3 ), entonces la metodología a seguir con fines de clasificación del agua en el
estudio es:

1. para estimar el efecto de contenido de sales solubles


a. CE x 106 = 660; es mayor que 250 micromhos/cm, será necesario calcular
los índices (b.c).
b. Salinidad efectiva SE
Ca = 3.0 me/L
(CO3 + HCO3 + SO4) = 0.0+1.8+1.5=3.3 me/L
20
(CO3 + HCO3) = 0.0 + 1.8 = 1.8 me/L
como Ca < (CO3 + HCO3 + SO4) pero Ca >(CO3 + HCO3)

entonces:
SE = suma de cationes * - Ca
SE = 6.10 me/L – 3.00 me/L = 3.50 me/L
si la suma de aniones es mayor que la de cationes, deberá emplearse la
suma de aniones en lugar de cationes.

c. Salinidad potencial SP
SP= Cl +1/2 SO4 =2.4 + ½ x 1.5
SP = 3.15 me/L
2. para estimar el efecto probable del sodio sobre las características físicas del suelo.
a. Carbonato de sodio residual CSR, se calcula con la fórmula:
CSR=( CO3 + HCO3) - (Ca + Mg)
CSR= (0.0 + 1.8) - (3.0 + 2.0)
CSR= 1.8 me/L - 5.0 me/L = -3.2 me/L

Como la diferencia es negativa; esto indica que no existe peligro de


formación de CSR, por lo que CSR debe considerarse como cero (CSR =
0.0)

b. RAS = Na / Raíz cuadrada de Ca + Mg/2 = 0.63 me/l


3. para estimar el efecto de elementos tóxicos.
a. Boro = 0.18 ppm
b. Cl = 2.4

Cuadro 14. resumen de resultados y clasificación del agua para riego.


Clasificación del agua
Índice Resultados Clave
para riego
CEx10 6
660 µmhos/cm a 25 ˚C 1a
C2S1
EAS 0.63 (me/L)½ 2a
SE 3.50 me/L Condicionada lb
SP 3.15 me/L Condicionada 1c
CSR 0.0 Buena 2b
Boro 0.18 ppm Buena 3a
Cl 2.4 me/L Condicionada 3b

4. Notación abreviada
C .
1b, 1c, 3b
9. Interpretación y recomendación.

De acuerdo a los cuadros de clasificación el agua en estudio está condicionada por S.E,
SP y Cl. Por contenido de cloruros se debe considerar las tolerancias de algunos cultivos a
la concentración de cloruros en el extracto de saturación del suelo, si se tiene algún cultivo
especifico (cuadro 10).
21
Agua de salinidad media (C2) y baja en sodio (SI), puede usarse en cualquier tipo de
suelo, siempre estimar un sobre riego moderado para el lavado de sales, no requiere de
un control especial de la salinidad. Existe poca posibilidad de alcanzar concentraciones
peligrosas de sodio intercambiable.

10. Clasificación del agua para riego según Thorne.

Puede emplearse aguas para riego con mayor contenido salino, pero para ciertas
condiciones de cultivo y drenaje, como lo específica a continuación Thorne.

Cuadro 15. clasificación del agua para riego, según Thorne (1957).
Limites de CE x 103
Clase de agua Características
(mmhos x cm a 25˚ C)
Clase I 0 - 0.750 mmhos Apta, sin inconvenientes.
Clase II 0.750 -1,750 mmhos Problema en los cultivos si falta drenaje
Drenaje necesario; se utiliza en cultivos
Clase III 1,750 – 3,000 mmhos
tolerantes.
Requiere muy buen drenaje y solo para
Clase IV 3,000 – 5,000 mmhos
cultivos muy tolerantes
Clase V 5,000 a mas mmhos Totalmente inapropiada para el riego.
Fuente: Luque, A. J. (1981).

11. Clasificación de aguas para riego por la Universidad de California.

Cuadro 16. Directrices para interpretar la calidad de las aguas para el riego.
Grado de restricción de uso
Problema potencial Unidades Ligera a
Ninguna Severo
Moderada
Salinidad (afecta disponibilidad de
agua para el cultivo)²
CE mmhos/cm a 25˚C < 0.7 0.7 – 3.0 > 3.0
TSS mg /L < 450 450 – 2,000 > 2,000

Infiltración (reduce infiltración;


evaluar usando a la vez la CE y el
RAS)³
RAS = 0.3 y C.E = > 0.7 0.7 – 0.2 < 0.2
= 3.6 = > 1.2 1.2 – 0.3 < 0.3
= 6 - 12 = > 1.9 1.9 – 0.5 < 0.5
= 12 – 20 = > 2.9 2.9 – 1.3 < 1.3
= 20 – 40 = > 5.0 5.0 – 2.9 < 2.9

Toxicidad de iones específicos


(afecta cultivos sensibles)

Sodio (Na)
Riego por superficie RAS <3 3–9 >9
Riego por aspersión me/L <3 >3
Cloro (Cl)
Riego por superficie me/L <4 4.0 – 10 > 10
22
Riego por aspersión me/L <3 >3
Boro (B) mg/L < 0.7 0.7 – 3.0 > 3.0

Varios (afecta cultivos sensibles)


Nitrógeno (NO3 - N)6 mg/L <5 5.0 – 30 >30
Bicarbonato (HCO3)
me/L < 1.5 1.5 – 8.5 > 8.5
(aspersión foliar únicamente)
pH Amplitud normal: 6.5 – 8.4

1 Fuente: University of California Comite of Consultants 1947.


2 C.E Es la conductividad eléctrica del agua; medida de la salinidad, expresada en decisiémenes por metro
a 25˚C (dS/m), o en milimhos por cm a 25˚C (mmhos/cm). Las dos medidas son equivalentes. TSS, es el
total de sólidos en solución, expresado en miligramos por litro (mg/L)
3 RAS es la relación absorción de sodio, algunas veces representado como RNa. La figura 1 puede ser
empleada para calcular el RAS. Para un valor determinado del RAS la velocidad de infiltración aumenta a
medida que aumenta la salinidad.
4 La mayoría de los cultivos arbóreos y plantas leñosas son sensibles al sodio y al cloro; en el caso de riego
por superficie úsense los valores indicados. La mayor parte de los cultivos anuales no son sensibles. Para la
tolerancia de los frutales al cloro, utilícense el cuadro 10. en el caso de riego por aspersión sobre el follaje, y
humedad relativa por debajo del 30%, el sodio y el cloro pueden ser absorbidos por las hojas de cultivos
sensibles.
5 Para las tolerancias al Boro ver el cuadro 7.
6 NO3-N es el nitrógeno en forma de nitrato, expresado términos de nitrógeno elemental (en el caso de
aguas residuales incluir el NH4 –N y el N-orgánico).

Supuestos básicos. Las directrices técnicas dadas en el cuadro 16 trata cubrir la gran
amplitud de condiciones que suelen encontrarse en la agricultura de regadío. Sin
embargo, si se usa el agua en condiciones muy diferentes a las supuestas en el cuadro
16, es posible que las directrices requieran un ajuste. Desviaciones importantes del
supuesto pueden dar lugar a usos incorrectos del agua sobre todo si su calidad
corresponde al límite entre dos situaciones. Las directrices pueden ser modificadas para
adaptarlas a las condiciones locales, siempre y cuando se cuente con suficiente
experiencia, ensayos de campo, observaciones o investigaciones.

Los supuestos básicos de las directrices son:

Rendimiento potencial: se considera que cuando las directrices indican que no existe
ninguna restricción en el uso del agua, los cultivos tienen la capacidad de alcanzar su
potencial máximo, sin necesidad de emplear prácticas especiales. Una “restricción de uso”
indica que puede existir una limitación en la selección de cultivo o que para mantener el
potencial máximo de producción es necesario el uso de una práctica especial de manejo.
Una restricción de uso no implica que el agua no sea adecuada para ser utilizada.

Condiciones del lugar: los suelos, en las directrices, abarcan texturas que varían de franco
arenoso a franco arcilloso con buen drenaje interno. El clima es de semiárido a árido con
precipitaciones bajas y sin ningún efecto significativo en la lixiviación de sales o en el
consumo de agua por los cultivo. (las restricciones del cuadro 16 son demasiado severas
para el clima con estaciones monzónicas o áreas de alta precipitación en la totalidad o
parte del año. Por lo general, en las regiones de alta precipitación el agua infiltrada es
suficiente para parte o todo el requerimiento de lixiviación). Se supone que el drenaje es
bueno y que no existe nivel freático sin control en los dos primeros metros del suelo.
23
Frecuencia y métodos de riego: los cultivos se riegan por métodos de superficie o
aspersión, con la frecuencia necesaria para permitir la extracción del 50% o más del agua
disponible. Por lo menos el 15 % del agua aplicada percola por debajo de la zona radicular
(fracción de lixiviación: LF >= 0.15). las directrices son muy restrictivas para riegos
frecuentes y para algunos sistemas especiales, como el riego localizado por goteo que
aplica el agua frecuentemente o casi diario. Sin embargo, son adecuadas para sistemas
de riego subsuperficiales, cuando las necesidades de lixiviación se satisface con
aplicaciones de agua por superficie.

Extracción del agua por los cultivos: diferentes cultivos tienen diferentes patrones de
extracción pero todos ellos toman el agua de donde se halle más fácilmente aprovechable.
El patrón supuesto en las directrices es el patrón de extracción normal, según el cual,
aproximadamente el 40% del total del agua extraída es tomada de la primera cuarta parte
superior de la zona radicular; el 30% de la segunda, el 20% de la tercera y el 10% de la
restante, de la cuarta parte inferior. Cada riego lava las sales de la porción superior de la
zona radicular y la mantiene a un nivel relativamente bajo de salinidad. La salinidad
aumenta con la profundidad y alcanza su mayor nivel en la parte más baja de la zona
radicular. La salinidad media representa además, el promedio de salinidad de la zona
radicular a la cual reacciona el cultivo. Estas condiciones son las que resultan de aplicar
un requerimiento de lixiviación del 15 al 20% y de riegos programados para mantener el
cultivo con un suministro de agua suficiente y continúo.

Las sales lixiviadas de la parte superior de la zona radicular se acumula, hasta cierto
punto, en la parte inferior, pero se logra un equilibrio de sales cuando esta se desplaza
fuera de la zona radicular con el agua de lixiviación. La salinidad mayor de la parte inferior
de la zona radicular es menos importante cuando se mantiene suficiente agua en la parte
superior que contiene las raíces más activas y al mismo tiempo, se logra una lixiviación a
largo plazo.

Restricciones de uso: la clasificación de la “restricción de uso” se presenta en el cuadro 16


con tres cuadro de severidad: ninguna, ligera a moderada. Los límites presentados son en
cierto modo arbitrarios, ya que en realidad los cambio son graduales y no existe una
división abrupta entre los varios grados. Una variación del 10 al 20 %, por encima o por
debajo de los valores dados, tienen poca importancia, si se considera justamente y en
relación con otros factores que pueden afectar los rendimientos. A pesar de que los
grados de restricción son el resultado de investigaciones, ensayos de campo y
observaciones prácticas, pueden ser modificados por personal experimentado y con
práctica en el manejo de aguas. Los valores indicados son aplicables a las condiciones
normales de campo de la mayor parte de las áreas regadas en las regiones áridas y
semiáridas (University of California Comitee of Consultan 1974).

Cuadro 17. análisis de laboratorio necesarios para evaluar las aguas de riego.
Valores normales
Parámetros Símbolos Unidad
en aguas de riego
Salinidad
Contenido de sales
Conductividad
CE dS/m 0–3 dS/m
eléctrica (o)
Total sólidos en TSS Mg/L 0 – 2000 mg/L
24
solución

Cationes y aniones
Calcio Ca + + Me /L 0 – 20 me/L
Magnesio Mg ++ Me/L 0–5 me/L
Sodio Na + Me/L 0 – 40 me/L
Carbonatos CO3= Me/L 0 – 0.1 me/L
Bicarbonatos HCO3- Me/L 0 – 10 me/L
Cloro Cl- Me/L 0 – 30 me/L
Sulfato SO4= Me/L 0 – 20 me/L
Nutrientes²
Nitrato –Nitrógeno NO3 – N Mg/L 0 – 10 mg/L
Amonio – Nitrógeno NH4 –N Me/L 0 -5 mg/L
Fosfato – Fósforo PO4 – P Mg/L 0–2 mg/L
Potasio K+ Mg/L 0–2 mg/L
Varios
Boro B Mg/L 0–2 mg/L
Acidez o basicidad pH 1 - 14 6 – 8.5
Relación de 1-2
RAS 0 – 15
absorción de sodio³ (me/l)
Fuente: F.A.O. 1987.

1 dS/m = decisiémenes/metro en unidades S.I. (1 mmhos/cm = 1dS/m)


Mg/L = miligramos/litro = partes por millón (ppm)
Me/L = miliequivalente/litro (me/L = mg/L ÷ peso equivalente). En unidades SI, 1 me/l = 1 milimol/litro
corregido según la carga electrónica.

2 N3-N significa que el laboratorio deberá determinar el NO 3 del agua y expresarlo en términos de nitrógeno
químicamente equivalente. El nitrógeno total disponible para las plantas será la suma del nitrógeno
equivalente. El mismo procedimiento deberá utilizarse para expresar el fósforo.

3 El RAS se calcula a partir del Na, Ca y Mg en me/L (ver figura 1 y ecuación 1).

Apéndice I

I. Extracto de saturación del suelo

Modo de operar
1) Peso 200gr. De suelo en un recipiente de plástico o cápsula de porcelana.
2) Añada agua destilada al suelo con una probeta, tomando en cuenta la
cantidad de agua que se va añadiendo.
3) Agite con una espátula la pasta, golpeando de vez en cuando el recipiente
con cuidado sobre la mesa de trabajo, para consolidar la pasta.
4) Continué añadiendo agua destilada a la pasta hasta que la muestra quede
saturada.
5) La pata debe presentar brillo con la reflexión de la luz; también fluirá
ligeramente cuando se inclina el recipiente y se deslizará fácilmente en la
espátula (ésta última no sucede en suelos con altos contenidos de arcilla), no
debe quedar agua libre en la superficie de la pasta.
6) Después de una hora de reposo, vuelva a comprobar el criterio de saturación.
25
7) Si va a determinar los componentes químicos; la pasta debe dejarse reposar
toda la noche antes de hacer la extracción.
8) Registre la cantidad total de agua usada para obtener el punto de saturación
o calcular el por ciento de saturación.
9) En un embudo BUCKNER, con papel filtro, poner la pasta saturada y
colocarla en un matraz para vacío, en cuyo extremo se coloca en tubo de
ensaye para recibir el filtrado.
10) Aplicar vacío hasta que la superficie de la pasta aparezcan grietas.

II. Determinación de aniones


Carbonatos y bicarbonatos (CO3= + HCO3-)
1. Materiales
i. Matraces Erlenmeyer de 125 ó 250 ml, o cápsula de porcelana,
éste último se recomienda porque permite observarse mejor el
cambio de color en el proceso de titulación.
ii. Bureta graduada de 50 ml a cc, o una micro bureta.
iii. Pipeta volumétrica de 50 ml.

2. reactivos.
i. Fenolftaleina al 1% en etanol al 60 %.
ii. Anaranjado de metilo al 0.1% en agua destilada.
iii. Acido sulfúrico 0.05 N. (H2SO4) valorada
3. modo de operar

Tome con la pipeta 10 ó 50 centímetros cúbicos (cc) de extracto del suelo


o agua para riego y pásese a una cápsula de porcelana o a un matraz
Elenmeyer de 125 ml. Y añada 6 a 8 gotas de fenolftaleína, si la solución
toma coloración rosa indica presencia de carbonato, continué añadiendo
con auxilio de una micro bureta, gota a gota solución de H2SO4 0.05 N;
hasta que el color rosa desaparezca anotando el gasto de la micro bureta,
como el valor Y, agregue a continuación a la solución, cuatro a seis gotas
de anaranjado de metilo y titule con H2SO4 0.05 N hasta observar el
cambio de color, éste es un color rojizo o canela, anote este nuevo gasto
como el valor Z.
4. cálculo

** me/L de CO= = 2Y x N* x 1000 .


ml de extracto o agua

me/L de HCO- = (Z- 2Y) x N* x 1000 .


ml de extracto o agua

* N = normalidad de H2SO4
** me/L = mili equivalente por litro

Cloruros (Cl -)
1. Materiales
a) Matraces Erlenmeyer de 125 ó 250 ml.
b) Bureta de 50 ml. O microbureta.
26
c) Pipeta volumétrica o graduada 10 ml.
2. Reactivos.
a) Cromato de potasio al 5%. Disuelva 5 g. De K2CrO4 en 50 ml. De agua
destilada, agregue unas gotas de solución de Nitrato de Plata 1.0 N hasta
que se produzca un precipitado estable de color rojo, filtre y diluya a 100
ml.
b) Nitrato de Plata 0.05 N. Disuelva 0.8495 g. De AgNO 3 en agua destilada;
diluya a 1000 ml. Titule contra NaCl y guarde en frasco ámbar al abrigo
de la luz.
3. Modo de Operar.
A la muestra proveniente de la titulación de CO3 y HCO3 se le agregan 1
mililitro de cromato de potasio y se titula con solución de AgNO 3 0.05 N
utilizando una microbureta, se hace gota a gota hasta que pase de amarillo a
un color rojizo estable de cromato de plata.
4. Calculo.
(ml AgNO3 (muestra – ml AgNO3 (testigo) x Nx1000
Me/L de Cl = ____________________________________________
Ml del estrato o agua

Nota: Para obtener los ml AgNO3 (testigo), tome 50 ml de agua destilada en


un matraz Erlenmeyer, proceda con la misma técnica operativa usada para
determinar cloruros.

Sulfatos (SO4) – Método turbidimétrico


Materiales y Aparatos.

a) Matraces Erlenmeyer de 50 ml.


b) Pipeta volumétrica de 10 ml.
c) Pipeta graduada de 5 ml.
d) Balanza Analítica.
e) Fotocolorímetro.

2 Reactivos.

a) Cloruro de Bario molido


b) Goma Acacia al 0.25%.

3. Modo de Operar.

Tomar la pipeta volumétrica 10 ml. De extracto acuosa de suelo o agua para riego,
pase a un matraz Erlenmeyer de 50 ml, agregue un gramo de Bario molido y agite
hasta que se disuelva, tome con la pipeta graduada 2 ml de goma acacia y agregue
a la solución, agite. Pase la solución al tubo de ensaye del fotocolorímetro y
registrar la lectura en el aparato y consulte la curva de calibración para obtener
sulfatos.

Sulfatos como precipitado de sulfato de bario.

1. Materiales y Aparatos.
27

a) Pipeta graduada de 10 ml.


b) Centrifugadora.
c) Baño María.
d) Papel filtro Whatman Nº 49, de 9 a 11 cm. de diámetro
e) Estufa.
f) Crisol de porcelana a peso constante.
g) Pinzas para crisoles.
h) Mechero Bunsen.
i) Embudos para filtración.
j) Desecador.

2. Reactivos.

a) Ácido clorhídrico 1.0 N.


b) Cloruro de Bario 1.0 N. Pese 122 g. De BaCl2.2H2O diluya en agua a
1000 ml.
c) Etanol al 50% por volumen.

3. Modo de Operar.
Tome con la pipeta graduada 5 ml. De extracto de suelo o agua para riego y
coloque en un tubo de centrífuga de 15 ml., añada 2 gotas de indicador
anaranjado de metilo y gota a gota HCl 1.0 N hasta obtener un color rosado,
completando con un exceso (1ml. De HCl). Lleve a ebullición en Baño María
y agregue 1 ml. De solución normal de BaCl2 gota a gota y agitando. Regrese
a Baño María por 30 minutos más, enfríe a temperatura ambiental.
Centrifugue a 1000 rpm durante 5 minutos, decante con cuidado y drene el
tubo invirtiéndolo sobre papel filtro por 10 minutos. Limpie la boca del tubo
con papel filtro. Remueva el precipitado, lave las paredes del tubo con 5 ml.
De alcohol al 50% agregándolo en una pipeta; mezcle perfectamente el
precipitado con el alcohol, centrifugue a 1000 rpm por 5 minutos y decante.
Repetir el lavado con alcohol a 50%, limpie perfectamente bien el tubo.
Ponga a secar el precipitado a 105ºC en la estufa durante 18 a 24 horas y
anote el peso.

4. Calculo

Mg de BaSO4 precipitado x 8.568


Meq/ SO4 = _______________________________________
ml. de extracto de agua

III. Determinación de cationes

3.1 Calcio (Ca ++) y Magnesio (Mg++) - Método del versenato

1. Materiales.

a) Matraces Erlenmeyer de 125 ö 250 ml.


b) Bureta de 50 ml. O microbureta.
28
c) Pipeta graduada 10 ó 50 ml.

2. Reactivos.
a) Solución amortiguadora de NH4Cl ( Cloruro de Amonio)
b) Indicador Eriocromo negro T.
c) Indicador Murexide en polvo.
d) Solución valorada de Versenato al 0.01 N.

2. Modo de operar.

Tome 5 a 25 ml. de extracto de saturación del suelo a agua para riego y coloque en
un matras Erlenmeyer de 125 ml. Y diluya a 25 ml. Ó 50 ml. Con agua destilada y
añada 0.5 ml. Ó 1 ml aproximadamente 10 gotas de la solución amortiguadora de
NH4Cl y de HN4OH, agite para tener una buena combinación y agregue 4 ó 8 gotas
de Eriocromo negro T y titule con la solución valorada de Versenato añadiéndolo
gota a gota y agitando hasta obtener el vire, de color rojo vino a azul permanente.

5. Calculo.
Ml SVV x N SVV x 1000
Meq/lt de Ca++ + Mg++ = _______________________________
ml de extracto de saturación o agua
donde:

ml SVV = mililitros de solución valorada de Versenato.


N SVV = normalidad de la solución valorada de Versenato (0.01 N).

3.2. Calcio (Ca++)

1. Material

a) Matraces Erlenmeyer de 125 ó 250 ml.


b) Bureta de 50 ml. O microbureta.
c) Pipeta graduada de 10 ó 50 ml.

2. Reactivos.
a) Hidróxido de sodio NaOH al 4 N.
b) Solución valorada de Versenato al 0.01 N.

3. Modo de Operar.

Con una pipeta de 5 ml. Del extracto de saturación o agua para riego y
coloque en un matraz Erlenmeyer de 125 ml, diluya de 25 a 50 ml.
Con agua destilada, añada 0.25 ml. Ó 1 ml. Aproximadamente de 5 a
10 gotas de solución NaHO 4N ( o la cantidad suficiente para llevar el
pH a 12 o mayor), añada 0.050 gr. De indicador Murexida y titule con
solución valorada de Versenato al 0.01 N, hasta obtener el vire del
color rojo claro (rosa) a violeta.
29
4. Calculo.

Ml gastado de SVV x N.SVV x 1000


Meq/lt de Ca++ = _____________________________________
Ml de extracto saturado o agua

3.3. Sodio (Na+) y Potasio (K+) por flometria

Equipo: Flamómetro y espectrofómetro.

Este procedimiento que se caracteriza por una mayor rapidez y exactitud en el


Análisis del sodio y potasio tanto en extracto de saturación del suelo como en agua
para riego.

Si la conductividad eléctrica del extracto de saturación o el agua es de 1


mmho (CE x 103/ cm a 25º C), utilice diluciones con agua destilada de 1:5 ó 1:10
para el sodio y si se encuentra en mayores concentraciones se deberá hacer
diluciones de 1:50 ó 1:100, así mismo deberá filtrarse las soluciones problemas que
se deseen analizar.

En el cuadro de abajo se dan las concentraciones que se deben usar para


trazar la curva patrón de Na+ y K+.

Concentraciones de Soluciones Estándar y Soluciones Utilizadas para establecer


curvas patrones para el sodio y Potasio.

Concentración de solución Soluciones usadas para


Elemento
estándar ppm obtener curvas de trabajo ppm
12
2, 4, 6, 8, 10
Sodio 2, 5,10, 15, 20
25
25 2, 5, 10, 15, 20
Potasio
50 5, 10, 20, 30, 40

Ajústense todos estos estándares a 100, en el instrumento, para preparar las


curvas utilizando las soluciones de la columna derecha.

Para la conversión de ppm (partes por millón) a meq/l (mili equivalente por litro).

Me/L = ppm .
Peso equivalente gr.

Peso equivalente de Na+ =23


K+ = 39.10
30

XII. Referencias

1. Aceves. N.E. 1979. El ensalitramiento de los suelos bajo riego. Colegio de


postgraduados, Rama de riego y drenaje. Chapingo, México.
2. Aceves, N.E. y Palacios, V.O. 1970. Instructivo para el muestreo, registro de
datos e interpretación de la calidad del agua para riego. Colegio de postgraduados.
Chapingo México.
3. Aguilera, C.M. y Martínez, E.R. 1980. relaciones agua- suelo- planta-
atmósfera. UACH. Departamento de irrigación. Chapingo, Méx.
4. Ayers, R.S. y Westcot, D.W. 1987. La calidad del agua en la agricultura.
Estudio FAO: riego y drenaje No 29, Roma.
5. Pulido, A.R. y del Valle F.H. 1985. instructivo para el análisis de suelos y
aguas para riego. Departamento de irrigación, sección de riego y drenaje. U.A.CH.
6. Servicio de conservación de suelos. 1972. Departamento de agricultura de
los E.U.A. relación suelo- planta- agua. Manual de ingeniería de suelo. Sección 15
riego. Editorial Diana. México.
7. USDA 1954. Diagnosis in Improvement of Saline an Alkali Soils Us Salinity
Laboratory. Hand book 60(traducción del INIA- SAG). México, 1965.