Está en la página 1de 4

DESCRIPCION

La Escala de Ideación Suicida (Scale for Suicide Ideation, SSI) es una escala
heteroaplicada, elaborada por Beck (1979) para cuantificar y evaluar la
intencionalidad suicida, o grado de seriedad e intensidad con el que alguien pensó
o está pensando suicidarse. No se han realizado estudios de validación en
nuestro país, y sólo disponemos de algunas adaptaciones o traducciones al
castellano1-2.

Existe también una versión autoadministrada3, de menor difusión y de la que


no conocemos adaptación al castellano.

Es una escala de 19 items que debe ser cumplimentada por el terapeuta en


el transcurso de una entrevista semi-estructurada. Las adaptaciones al castellano
la presentan dividida en varias secciones que recogen una serie de características
relativas a:

- Actitud hacia la vida / muerte


- Pensamientos o deseos suicidas
- Proyecto de intento de suicidio
- Realización del intento proyectado

Y añaden una quinta sección, con dos items, en la que se indaga sobre los
antecedentes de intentos previos de suicidio. Estos dos items tienen un valor
meramente descriptivo, ya que no se contabilizan en la puntuación global de la
escala.

Para cada ítem hay tres alternativas de respuesta que indican un grado
creciente de seriedad y/o intensidad de la intencionalidad suicida.

Hay dos formas de aplicar la escala, una referida al momento presente y otra
referida al peor momento de la vida del paciente, es decir, al momento de mayor
crisis, que puede coincidir con el actual o ser un acontecimiento ya pasado; en
este último caso, la entrevista debe ser retrospectiva.

INTERPRETACION

El entrevistador selecciona, para cada ítem, el nivel de intensidad / seriedad


que mejor refleje las características de la ideación suicida. En los casos de que las
puntuaciones de los items 4 y 5 sea de 0 para ambos, es indicativo de la
inexistencia de intencionalidad suicida, y no procede continuar aplicando la escala.

Cada ítem se puntúa de 0-2, y la puntuación total de la escala es la suma de


los valores asignados a los 19 primeros items, ya que los items 20 y 21 tienen solo
valor descriptivo y no se tienen en cuenta para la puntuación total.

El rango de la puntuación total es de 0-38. Se considera que una puntuación


igual o mayor que 1 es indicativa de riesgo de suicidio, indicando una mayor
puntuación un más elevado riesgo de suicidio. En un estudio realizado en nuestro
país7, la puntuación media (y desviación estándar) en pacientes ingresados en una
unidad hospitalaria de psiquiatría por tentativa o ideación suicida fue de 13.5 (6.9)
y 11.6 (6.8) respectivamente.

Esta escala puede ser un instrumento útil en la investigación, tanto como


variable clasificatoria, al permitir distinguir entre individuos que varían en su grado
de ideación suicida, como de variable dependiente, posibilitando cuantificar el
cambio producido por el tratamiento1,4. En la práctica clínica, permite la
cuantificación y agrupación de los datos del paciente respecto a sus pensamientos
suicidas, y puede servir de ayuda en la valoración clínica de la conducta suicida8.

El valor de esta escala es limitado, ya que se sabe poco sobre las causas y
los patrones de transición de la ideación suicida al intento de suicidio, y del intento
de suicidio al suicidio, y sobre los factores que precipitan estas transiciones o que
protegen frente a ellas9. La ideación suicida es un elemento más a considerar en la
valoración del riesgo suicida, en la que el juicio clínico juega un papel
determinante10-11; por tanto, el resultado de esta escala no debe ser utilizado como
único criterio en esa valoración.

Por sus características, no es útil en estudios epidemiológicos o de cribado,


donde se tiende a utilizar cuestionarios más simplificados12-13. Tampoco es útil para
evaluar la seriedad de la intencionalidad suicida en los casos de tentativa de
suicidio, donde deben aplicarse otras escalas14-15.

PROPIEDADES PSICOMETRICAS

En el estudio sobre fiabilidad realizado por los autores sobre una muestra de
sujetos hospitalizados, se obtuvo una consistencia interna alta (coeficiente alfa de
Cronbach de 0.89) y una fiabilidad ínter examinador de 0.834. Este y otros
estudios5 apoyan la validez de constructo, validez concurrente y capacidad
discriminativa de la escala.

En un estudio prospectivo6 de 4 años años de duración, con 3700 pacientes


en tratamiento psiquiátrico, la ideación suicida en el momento peor o de mayor
crisis en la vida del paciente identificó mejor el riesgo suicida (Odds Ratio: 13.8),
que la ideación suicida en el momento actual (OR: 5.4) y que la Escala de
Desesperanza de Beck (OR: 6.4).

BIBLIOGRAFIA

Original:

Beck AT, Kovacs M, Weissman A. Assessment of suicidal intention: the Scale for
Suicide Ideation. J Consult Clin Psychol 1979; 47: 343-352.
Documentación:

Rodríguez-Pulido F, González de Rivera F. Evaluación y medición del riesgo de


autolesión y suicidio. En: En: Bulbena A, Berrios G, Fernández de Larrinoa P (eds).
Medición clínica en psiquiatría y psicología. Barcelona: Masson S.A. 2000; p 225-
244.

Ros Montalbán S. La conducta suicida. Madrid: Ed Libro del Año S.A., 1997. p
230-236, 311-318

Adicional:

1.- Comeche MI, Diaz MI, Vallejo MA. Cuestionarios, inventarios, escalas.
Ansiedad, depresión y habilidades sociales. Madrid: Fundación Universidad-
Empresa, 1995; p 194-200.

2.- Ros S. La conducta suicida. Madrid: Ed Libro del Año S.A., 1997. p 316-318

3.- Beck AT, Steer RA, Ranieri WF. Scale for Suicide Ideation: psychometric
properties of a self-report version. J Clin Psychol 1988; 44: 499-505.

4.- Beck AT, Kovacs M, Weissman A. Assessment of suicidal intention: the Scale
for Suicide Ideation. J Consult Clin Psychol 1979; 47: 343-352.

5.- Ranieri WF, Steer RA, Kovacs M, et al. Relationships of depression,


hopelessness, and dysfunctional attitudes to suicide ideation in psychiatric patients.
Psychol Rep 1987; 61: 967-975.

6.- Beck AT, Brown GK, Steer RA et al. Suicide ideation at its worst point: a
predictor of eventual suicide in psychiatric outpatients. Suicide Life Threat Behav
1999; 29: 1-9.

7.- Fernández C, Sáiz PA, González MP et al. Tentativa suicida versus intención
suicida: un estudio de las características diferenciales. Actas Esp Psiquiatr 2000;
28: 224-230.

8.- Díaz J, González MP, González-Quirós M. Evaluación del riesgo suicida y/o
parasuicida. Escalas de evaluación de riesgo suicida. En: Bobes J, González JC,
Sáiz PA (eds). Prevención de las conductas suicidas y parasuicidas. Barcelona:
Masson S.A., 1997. p 85-89.

9.- Diekstra RF, Garnefski N. On the nature, magnitude, and causality of suicidal
behaviors: an international perspective. Suicide Life Threat Behav 1995; 25: 36-57.

10.- Motto JA. An integrated approach to estimating suicide risk. Suicide Life Threat
Behav 1991; 21: 74-89.
11.- Díaz J, Bousoño M, Bobes J et al. Evaluación del riesgo suicida y/o
parasuicida. Valoración clínica de la conducta suicida. En: Bobes J, González JC,
Sáiz PA (eds). Prevención de las conductas suicidas y parasuicidas. Barcelona:
Masson S.A., 1997. p 79-84.

12.- Cooper-Patrick L, Crum R, Ford DE. Identifying suicidal ideation in general


medical patients. JAMA 1994; 272: 1757-1762.

13.- Hem E, Gronvold NT, Aasland OG et al. The prevalence of suicidal attemps
among Norwegian physicians. Results from a cross-secctional survey of a national
sample. Eur Psychiatry 2000; 15: 183-189.

14.- Beck A, Schuyler D, Herman I. Development of suicidal intent scales. En: Beck
AT, Resnick HLP, Lettieri DJ, eds. The prediction of suicide. Maryland: Charles
Press, 1974. p 45-46.

15.- Pallis DJ, Barraclough BM, Levey AB et al. Estimating suicide risk among
attempted suicides: the development of new clinical scales. Brit J Psychiatr 1982;
141: 37-44.