Está en la página 1de 9

ILO – 12/10/2017

INTRODUCCION

El cambio climático tiene un impacto negativo en nuestra sociedad y el


desarrollo económico. La degradación del medioambiente se manifiesta con un
aumento en el uso y escasez del petróleo, escasez de agua, contaminación de
los océanos, la extinción de animales y plantas. A esto se suma además la
deforestación, el cambio climático y el calentamiento global.

E un problema global que ha sido tratado por los expertos de todo el mundo.
Estos han concluido que el clima cambia, debido a causas naturales y a causas
de origen antropogénico. Por lo tanto la sociedad peruana enfrenta actualmente
enormes desafíos ecológicos. Existe una necesidad real de reaccionar ante el
cambio climático y la contaminación ambiental.

El Perú es un lugar ideal para iniciar proyectos de energía renovable, debido a


su gran abundancia de recursos y fuentes de energía verde: como el sol, el
agua, la energía geotérmica, la eólica o la biomasa. Explorar y desarrollar este
potencial ayudará igualmente al país a satisfacer su creciente demanda de
energía.

Por otra parte, el Perú posee una riqueza natural única y diversa, necesaria
para luchar contra el cambio climático y preservar la biodiversidad en todo el
mundo.

Este ensayo presenta una visión sobre los retos y desafíos de las energías
renovables frente al cambio climatico.

El Estado peruano debe promover el desarrollo sostenible basado en la


interacción y búsqueda del equilibrio entre la eficiencia económica, la equidad
social y la conservación del ambiente. Se trata de mejorar la calidad de vida de
las personas a partir de un manejo responsable y sostenible de los recursos
naturales.
DESARROLLO

CAMBIO CLIMATICO

En la actualidad vivimos en una sociedad que vive de cambios, esto se debe a


todos los avances ya sean tecnológicos, como culturales y sociales, estos han
sido modificados y adecuados al gusto y necesidad del ser humano. Estos
cambios con el pasar de los años han ido modificando drásticamente nuestro
medio ambiente y el mundo que hoy en día se ve reflejado en los cambios
climáticos bruscos, así como el calentamiento global, las consecuencias que
estos cambios han traído (Desastres Naturales) y conforme a la evolución de
esta problemática nuestros recursos naturales y minerales se van extinguiendo
poco a poco.

Los seres humanos hemos cambiado significativamente la atmosfera al quemar


combustibles fósiles (carbón, petróleo y gas); así también quemando cosas de
la vida cotidiana que ya no sirven (Cartones, llantas, colchones, ropas,
plásticos, cauchos, pajas, madera, etc.) todo eso que podemos decir basura y
estos al quemarse emiten una gran variedad de gases que se van
concentrando en la atmosfera, formando un manto que atrapa el calor del sol
produciendo un continuo calentamiento global.

El cambio climático es la variación global del clima de la tierra y trae consigo


consecuencias sociales y económicas, sus principales consecuencias son las
olas de calor, sequia, aumento del nivel del mar, enfermedades, especies en
extinción, guerras y los países más pobres del mundo son los más
perjudicados ya que no están preparados para estos cambios y sufren
gravemente las consecuencias principalmente de sequía (alimentación) y
enfermedades.

El planeta tierra es nuestro hogar y nos corresponde a cada uno de los seres
humanos protegerlo, sin embargo, actuamos en contra de lo que deberíamos
hacer, porque la educación que recibimos es más encausada a la explotación
inmoderada de los recursos naturales que a su uso sustentable y el mundo
está comenzando a tomarse la urgencia de cuidar el ambiente, ahora que los
efectos se dan, se sienten y ya son más visibles (Temblores, terremotos,
huracanes, tsunamis)

Nosotros los seres humanos debemos tomar conciencia y hacer que toda esta
situación y efectos que produce el cambio climático disminuya con el tiempo,
hasta que cambie. Se dice que, si nosotros no hacemos el cambio, en el futuro
los polos se derretirán más que en la actualidad, aumentara el incremento del
mar; por ello surgirán más desastres naturales, todo porque no tomamos
conciencia y seguimos con la misma rutina de contaminar el planeta, a los
finales los únicos destructores y perjudicados seremos nosotros. Si seguimos
destruyendo lo poco que tenemos vamos a quedarnos sin nada; porque hay
que recordar que el mundo no durara para siempre.

SITUACION DEL CAMBIO CLIMATICO EN PERU

El cambio climático no es algo que se puede decir con el pasar de los años, es
algo que ya lo estamos viviendo y con ello trae drásticos problemas en el Perú
ya que nuestro país es está en vías de desarrollo. El uso masivo e incontrolado
de combustibles fósiles en los países industrializados del hemisferio norte,
principalmente desde la revolución industrial hasta la fecha, ha incrementado la
presencia de gases novicios en la atmosfera, entro los cuales se encuentra el
CO2, producto del quemado de combustibles fósiles por parte de la industria,
los vehículos de transporte y la generación térmica de electricidad.

Según un informe del Centro de Investigación Tyndall Center de Inglaterra en el


2004, nuestro país es el tercer país más vulnerable al cambio climático
después de Bangladesh y Honduras. Si bien han pasado muchos años desde
su publicación este problema aún es preocupante ante el aumento de las
emisiones. La vulnerabilidad considera el grado de susceptibilidad de un
territorio de acuerdo a criterios de exposición, sensibilidad y capacidad
adaptativa ante el fenómeno. Los peruanos ya estamos sintiendo estas señales
y un ejemplo no muy lejano son los constantes huaycos que se están
presenciando cada año en nuestro país, trayendo perdidas económicas y
sociales, problemas con nuestra fauna y flora.

Este fenómeno está interfiriendo de manera notable la hidrología de los ríos


que alimentan las ciudades y pueblos costeros, modificando dramáticamente el
patrón de la disponibilidad de agua de las poblaciones andinas y alto andinas,
es decir, están afectando los medios de vida de los pobladores más
desprotegidos del país.

El petróleo y sus derivados se han convertido esenciales dentro de la


estructura productiva y tecnológica diseñada el siglo pasado, en insumos
fundamentales para el funcionamiento de las industrias, para la generación de
una parte cada vez más importante de la energía eléctrica que se entrega a los
sistemas interconectados y sobre todo para el transporte, tanto público como
privado, en vehículos terrestres, acuáticos y aéreos. El principal problema de
esta fuente de energía es que el país no cuenta con grandes reservas de la
misma y cada vez más se ha convertido en una pesada carga en la balanza
comercial del Perú.

En el 2016, The New Work Times hizo una publicación en la cual se mencionó
que si quiere reducir las emisiones per cápita de forma consistente para el año
2050, América Latina no sólo tendrá que detener la deforestación y reducir
drásticamente las emisiones de otras fuentes no energéticas como la
agricultura, sino también cortar la demanda energética final en un 40 por ciento
a través de grandes mejoras en eficiencia. La región también tendría que
“descarbonizar” el 90 por ciento de su sector eléctrico y electrificar
completamente su sector de transporte, según un análisis del Banco
Interamericano de Desarrollo. La decarbonización es la reducción de la
intensidad del carbono en las emisiones de las fuentes de energía. Una
completa decarbonización requeriría reemplazar fuentes energéticas altas en
carbono por otras sin carbono, como la energía solar o la energía eólica.

En muchos aspectos, el transporte sostenible y la energía limpia en


Latinoamérica están más avanzados que en otras regiones. Casi el 80% de la
población vive en ciudades y su demanda de transporte público es la segunda
más alta del mundo después de China. La región cuenta con 69 sistemas de
transporte rápido por autobús que transportan 20 millones de personas al día.
Nuestro país tiene que reducir emisiones a través de mejoras en el uso de
combustible y el aumento en el número de vehículos de gas natural. Pero esto
no es suficiente ya que este problema nos engloba a todos y con ellos las
grandes empresas, como las de transporte tienen que dar un giro y dejar de
lado el uso del petróleo y optar por energías renovables, como el uso de
energía solar, que pueda ser usada para el uso del arranque del vehículo, ya
que en países de Latinoamérica se tiene un notable crecimiento en el número
de vehículos privados en el mundo. En cambio, en los países de ingresos más
bajos, como muchos en África y Asia del Sur, solo una pequeña parte de la
población posee automóviles, mientras que en países de altos ingresos como
en Estados Unidos la demanda está alcanzando su punto máximo.

En el sector eléctrico, las emisiones per cápita de América Latina siguen siendo
entre las más bajas del mundo, dado que el 48% de su capacidad de
generación proviene de fuentes renovables de energía, de la cual el 96%
proviene de energía hidroeléctrica.

Sin embargo, la hidroelectricidad se ha vuelto menos segura debido a


fenómenos meteorológicos extremos cada vez más frecuentes, como sequías
prolongadas y al activismo social contra nuevos proyectos. Como resultado,
varios países están invirtiendo en la expansión de la generación de energía
proveniente de gas natural para cumplir con la creciente demanda y proveer
una fuente fiable de suministro eléctrico. Estas inversiones mejorarán la
seguridad energética y ayudarán a la región a alcanzar sus objetivos de
reducción de emisiones a corto plazo, ya que el gas natural es más limpio que
el carbón o el petróleo. Pero también garantizarán la dependencia de
combustibles fósiles durante décadas, lo que al final hará más difícil cumplir
con las metas a largo plazo.

Reducir las emisiones de energía es cada vez más importante para disminuir la
huella de carbono de América Latina. Históricamente, dos tercios de las
emisiones de la región se han derivado del cambio de uso de la tierra, como la
deforestación, y un tercio ha derivado del sector energético – lo opuesto del
promedio mundial. Pero recientemente, la deforestación ha disminuido,
especialmente en la Amazonía brasileña, y el sector energético se ha
convertido en uno de lo que más ha contribuido al aumento de emisiones en la
región.

En el sector eléctrico, se tendrá que aumentar la generación hidroeléctrica para


asegurar fuentes adicionales de energía así como mejorar la integración de
redes eléctricas a nivel nacional y regional para compensar la naturaleza
intermitente de la energía renovable.

En el sector de transporte deben realizarse fuertes inversiones en


infraestructura para vehículos eléctricos y el transporte público. En el Perú se
encuentra el distrito de San Borja, que ha ido revolucionando el transporte
público, promoviendo el uso de bicicletas como una gran alternativa de cuidar
el planeta, así mismo recreando áreas ecológicas en sus parques.

Los objetivos climáticos son ambiciosos y requerirán grandes transformaciones


en la manera en que los ciudadanos consumen energía y avances tecnológicos
para encontrar nuevos usos y fuentes energéticas. En América Latina, cada
país tendrá que definir su propio camino a la descarbonización, pero es
importante que todos empiecen desde hoy a delinear sus estrategias para
mitigar el cambio climático a largo plazo.
CONCLUSION PRINCIPAL

La contaminación y el calentamiento global que causa los cambios climáticos


se dan en parte por el uso de las energías no renovables ya que es una fuente
de energía contaminante. Entre otros problemas también tenemos como los
conflictos que se generan en los principales lugares donde se encuentra estos
recursos, muy aparte de que estos recursos no son ilimitados, por lo tanto sería
bueno promover más las energías renovables que serían agua, aire y tierra.
Las energías renovables muy aparte de que no causan daño a nuestro
ecosistema porque es algo natural nos brindan energía lo mismo que nos
proporciona las energías no renovables.
ANEXO

Ejemplo del uso de energías no renovables, causa

Demostración del uso de energías no renovables y renovables


REFERENCIA

 http://www.geo-termia.com/blog/informacion-general/problemas-uso-
combustibles-fosiles.html
 https://www.nytimes.com/es/2016/11/20/los-retos-de-america-latina-
para-reducir-las-emisiones-y-combatir-el-cambio-climatico/
 https://www.esan.edu.pe/apuntes-empresariales/2016/06/el-potencial-
de-la-energia-renovable-en-el-peru/
 http://www.otramirada.pe/el-cambio-clim%C3%A1tico %C2%BFqu
%C3%A9-significa-para-el-per%C3%BA
 https://www.inei.gob.pe/biblioteca-virtual/boletines/estadisticas-
ambientales/1/