Está en la página 1de 4

Consejos prácticos para vivir una vida abundante

¿Qué significa la abundancia para ti? Como significa algo diferente


para todos, quiero desafiar a cada uno de ustedes con una tarea.
Dedique un tiempo cuando tenga un momento para idear su propia
definición de trabajo. ¿Por qué? Porque si no tienes una definición
clara de abundancia, o cualquier cosa que quieras o desees, entonces
no puedes lograrlo.

Después de hablar con millas de personas a lo largo de los años sobre


sus creencias sobre la abundancia, la idea errónea más común que
encuentro es la mayoría de las personas que han sido condicionadas
a la idea de que cuando estás en posesión de algo eres abundante .
Según esta definición, si no tienes esa cosa, entonces te falta. Esto es
en realidad pensar al revés.

Como sabemos ahora, nuestra realidad se basa en nuestras creencias


y percepciones, todo lo que creen de nuestras experiencias pasadas.
Si ve el mundo como hostil, competitivo, limitado o carente,
probablemente sea el resultado de una experiencia pasada; por lo
tanto, así es como se te ocurrirá el mundo. Sin embargo, si elimino las
creencias y las percepciones humanas de la ecuación, es posible que
vea que el mundo es en realidad un lugar muy abundante, amigable,
fructífero y proveedor. Al percibir el mundo a través de esta lente,
significa que ya tienes abundancia en ti como un estado de ser.

La puerta de entrada a la abundancia es la atención plena.

Si nos tomamos en serio la entrada al río del cambio y somos sinceros


acerca de la creación de un nuevo futuro, debemos ser de nuestros
pensamientos limitantes, porque para cuando estamos en la mediana
edad, el 95% de nuestros pensamientos Están inconscientes.
Una buena manera de comenzar a abordar este problema es escribir
cada pensamiento que lo separe de su futuro. Necesitas conocer estos
pensamientos por dentro y por fuera para que cuando aparezcan, no
los dejes escapar de tu mente consciente. Al tomar conciencia de
estos pensamientos inconscientes, cuando aparezcan podrás
reconocerlos, controlarlos y no dejarlos pasar sin control.

Mientras más desarrolles la atención plena diaria, más evitarás que


vuelvas a caer en esas emociones limitadas y basadas en el estrés de
falta, indignidad, frustración, resentimiento, miedo y ansiedad. Al
mantener su energía en alto y no reducirla a los sentimientos más
mundanos que están conectados a experiencias pasadas, más mueve
su energía del pasado familiar y predecible a un futuro nuevo e
impredecible lleno de posibilidades y sorpresas.

Se necesita práctica para tomar conciencia de los programas


inconscientes relacionados con la antigua personalidad, pero prestar
atención es una habilidad que cualquiera puede mejorar. Se trata de
aprender a estar en el presente, porque cuando estás en el momento
presente, el pasado familiar y el futuro predecible ya no existen.
Cuando realmente vive en el momento presente, entiendes que no
creas abundancia, sino que la generas. Pero debido a la mayoría de
las personas son inconscientes de nuestros pensamientos,
comportamientos y emociones, la mayoría de las veces que faltan,
separación, victimización, miedo, soledad, juicio, etc.

Afluencia e influencia

Somos afortunados de vivir en la era de la información porque la


tecnología nos da acceso fácil a casi todo lo que queremos aprender.
Siempre animo a los estudiantes a estudiar a personas abundantes, ya
sean figuras contemporáneas o históricas. Lo que encontramos
cuando estudiamos personas abundantes es que no siempre fueron
abundantes. Aprendieron de sus experiencias y, por lo tanto, tuvieron
que corregir el curso durante toda su vida. Sus errores, pasos en falso
y percances, en otras palabras, su vida, fueron su iniciación. Tenían
que aprender ciertas cosas antes de poder entrar en el estado de
abundancia. Una vez que fueron abundantes, llegaron a desarrollar
riqueza.

Afluencia significa que ha creado suficiente influencia contigo mismo y


en tu vida como para ser digno de recibir los comentarios de tus
esfuerzos. Si tienes suficiente influencia en ti mismo y en tu vida,
entonces la riqueza siempre viene, y viene en forma de
retroalimentación. La riqueza en realidad significa fluir hacia ti.

La dualidad y la polaridad de la creación

La mayoría de las personas crean naturalmente en base a la dualidad


y / o polaridad. La polaridad y la dualidad significan "No tengo lo que
quiero, y porque no tengo lo que quiero, quiero obtener lo que no
tengo". Este es el estado en el que la mayoría de las personas
intentan obtener lo que quieren, del estado de carencia. No hay nada
malo con este proceso; es cómo evolucionamos quienes somos. Sin
embargo, siempre nos llevaremos tiempo alcanzar nuestras metas y
hacer realidad nuestros sueños con este modo de creación.

La razón es esta: cuando creamos por falta, estamos usando nuestros


sentidos para definir la realidad. Somos materia creando materia,
limitada por las leyes del tiempo y el espacio, por lo tanto, lleva tiempo
obtener lo que queremos. De esta manera, estamos esclavizados por
las leyes de esta realidad tridimensional.
Pero si estás creando desde un estado de abundancia, integridad o
dignidad, ya no estás buscando nada. Estás creando desde el lugar
donde ya lo tienes. Ese es el momento en que está fuera del camino y
comienza a atraer experiencias, oportunidades y nuevos eventos para
usted.

En nuestro trabajo llamamos a esta creación de 5ta dimensión, o


realidad de 5ta dimensión, porque te convertimos en el vórtice de tu
destino. Desde este nivel de creación, estás colapsando el tiempo y el
espacio, haciendo ese objetivo o resultado en el que tiene estado
enfocando la energía llega a ti ... eso es riqueza. Este nivel de riqueza
significa que estás en una combinación vibratoria con un nuevo
destino, y el universo comienza a mostrar signos de tu futuro se
acerca. Ahí es cuando se pone emocionante.

Al cambiar su percepción de la falta (pensar que está separado de lo


que quiere) a pensar que todo ya está aquí, y todo lo que tiene que
hacer es entrar y confiar, debe comenzar a ver las cosas cambian en
su vida. Entonces, la próxima vez que esté haciendo cola en el
supermercado, atrapado en el tráfico o sentado con su café de la
mañana, ¿por qué no sintonizar en abundancia y generar un conjunto
completamente nuevo de experiencias en su futuro? Es mucho mejor
que la alternativa.