Está en la página 1de 3

¿POR QUÉ ES IMPORTANTE TENER DOMINIO PROPIO?

Objetivo del tema


Conocer que el autocontrol es un fruto dado por Dios, pero también es como un músculo que tiene
que ser fortalecido y eso SE LOGRA EJERCITÁNDOLO. Dios quiere que todos lo desarrollemos para así
ser usados por él en todas nuestras áreas.

Introducción
Por grupos, haremos sketches de teatro. El moderador le entregará a cada grupo una palabra para que
basados en ella desarrollen su respectivo sketch basados en cómo tener dominio propio en diferentes
categorías. Las palabras sugeridas son: pecado, pensamientos, emociones, comida, comportamiento,
boca, deseo sexual. Tras las distintas presentaciones, le pediremos al resto del público que adivinen
de qué trató la obra, de mostrar el autocontrol en qué área.

Discusión
Ítem #1: Preguntaremos: ¿POR QUÉ ES TAN IMPORTANTE PARA UNA PERSONA QUE SU ESPOSO O
ESPOSA TENGA AUTOCONTROL? Le da seguridad porque una persona con dominio propio controla su
genio, sus pensamientos, su dinero, sus emociones, sus sentimientos, sus deseos sexuales...
Ítem #2: Leeremos Proverbios 25:28: “Una persona sin control propio es como una ciudad con las
murallas destruidas”.
Ítem #3: Preguntaremos: ¿qué es el dominio propio o autocontrol? Es la habilidad de dominar o
regular nuestras emociones, pensamientos, impulsos, deseos y comportamientos. Es la capacidad de
dominar los impulsos inmediatos para lograr un objetivo a largo plazo. El dominio propio nos impide
hacer cosas que vamos a lamentar el resto de la vida. Autocontrol es también tener autodisciplina.

Tema
Dominio propio ES EL RESULTADO QUE PRODUCE EN NOSOTROS el ESPÍRITU SANTO. Gálatas 5:22-23
(NVI) dice:
“El fruto del Espíritu es amor, gozo, paz... y dominio propio”. 2 Timoteo 1:7 dice: “Pues Dios no nos
ha dado un espíritu de temor y timidez sino de poder, amor y autodisciplina”.

DIOS QUIERE QUE TENGAMOS AUTOCONTROL


-SOBRE EL PECADO. Romanos 6:12 dice: “No permitan que el pecado controle la manera en que
viven”. Cuando Dios vio a Caín enojado y decaído le dijo en Génesis 4:7: «¡Te cuidado! El pecado
está al acecho y ansioso por controlarte; pero tú debes dominarlo y ser su amo».

-SOBRE NUESTROS PENSAMIENTOS. El enemigo pone ideas PECAMINOSAS en nuestra mente, y


también pone pensamientos o videos EN CONTRA DE Dios, en contra del esposo o en contra de otras
personas. No podemos impedir esos dardos del enemigo, pero tampoco podemos dejar que SE QUEDEN
EN NUESTRA MENTE porque van a afectar nuestras emociones, nuestras palabras y nuestro
comportamiento. Romanos 8:5 dice: “Los que están dominados por la naturaleza pecaminosa piensan
en cosas pecaminosas, pero los que están controlados por el Espíritu Santo piensan en las cosas que
agradan al Espíritu”. Autocontrol sobre nuestros pensamientos también es PONER ATENCIÓN O NO
PERMITIR QUE NUESTRA MENTE DIVAGUE cuando alguien nos hable o cuando estamos oyendo una
enseñanza.

-SOBRE NUESTRAS EMOCIONES. Autocontrol es no dejar que nuestras emociones como la rabia,
el enojo, los celos, la envidia, la tristeza, la depresión, la auto-conmiseración..., nos controlen. Caín
no controló la envidia y el enojo y eso lo llevó a asesinar a su hermano. Pero una cosa es controlar
nuestras emociones y otra tenerlas enterradas. Si nuestras heridas emocionales no son sanadas o si no
somos libres de las emociones dañinas aprendidas en casa, bajo presión vamos a reaccionar como lo
hizo Caín o Saúl. Autocontrol de las emociones también es PONER LÍMITES para que las emociones
dañinas y manipuladoras de otros no nos afecten.

-SOBRE NUESTROS SENTIMIENTOS. No podemos permitir que en nuestro corazón haya


sentimientos hacia otra persona que no sea nuestra esposa o esposo. SANSÓN no tuvo control sobre
sus sentimientos y por eso se sintió atraído por una filistea. Cuando su papá lo confrontó y le dijo:
“¿Acaso no hay una sola mujer de nuestra tribu o entre todas las israelitas con la que puedas casarte?
¿Por qué tienes que ir a los filisteos paganos a buscar una esposa?” Sansón le dijo: “A mí me gusta
ella”. (Jueces 14:1-3). Tampoco podemos ser controlados por nuestros sentimientos de rechazo “No
me siento amada, no me siento deseada, no me siento comprendida...”, porque eso también puede
dividir nuestro corazón o es una puerta abierta al enemigo.

-SOBRE NUESTROS DESEOS SEXUALES. Perdemos el control sobre nuestros deseos sexuales
cuando los alimentamos con pornografía o ciertas películas y novelas. El noviazgo es el tiempo de
prueba que le damos a una relación para ver si queremos estar casados con esa persona para el resto
de la vida. Si no tenemos autocontrol sobre los deseos sexuales durante el noviazgo es probable que
le seamos infieles a la otra persona o dudemos de la fidelidad sexual de la otra persona. Por eso Dios
desea que lleguemos vírgenes al matrimonio.

-SOBRE LAS PALABRAS QUE SALEN DE NUESTRA BOCA. Es no decir algo que ofenda,
humille o menosprecie a otro. Dios le dijo a Pedro: “Lo que Dios limpió, no lo llames tú común”.
(Hechos 10:15). ¿Cómo nos atrevemos a decir que alguien no es salvo si Dios lo ha salvado, que no
es santo si Dios lo ha santificado, que no es ungido si Dios lo ha ungido? No tenemos que expresar
todo lo que pensamos o sentimos.

-SOBRE NUESTRO COMPORTAMIENTO. Es no hacer nada que ofenda a Dios ni ser controlados
por comportamientos adictivos: adictos al celular, a los juegos, a los vicios, a las redes sociales, a los
“likes” en nuestras fotos o en nuestros mensajes...

-SOBRE LA COMIDA. El hecho de que en la Biblia el ayuno de malos hábitos esté relacionado con
el ayuno de comida nos muestra lo importante que es tener autocontrol sobre la comida. Pablo dijo:
“No dejaré que nada me domine”. (1 Corintios 6:12, NVI). Si yo logro dominar la comida puedo
dominar cualquier cosa. Cada vez que la comida nos esté controlando, debemos ayunar.

Para concluir el grupo


-Dios va a permitir SITUACIONES QUE SACAN LO PEOR QUE HAY EN NOSOTROS para revelar esas
emociones: rabia, violencia, odio, celos, malgenio, frustración..., para que podamos trabajar con ellas
y sanarlas.

Cierre y ministración
¿CÓMO DESARROLLAR EL AUTOCONTROL?
• QUITAR EL MOTIVO DE LA TENTACIÓN. Si no tengo dominio propio sobre el helado, no debo
tenerlo en casa; si no tengo dominio propio sobre el internet, no debo tenerlo; si no tengo
dominio propio sobre las redes sociales mientras trabajo debo dejar el celular en casa o
guardarlo en un cajón...
• SANAR LAS HERIDAS EMOCIONALES. No voy a tener control sobre mis emociones sino hasta
que sane la causa del rechazo, de la envidia, de la depresión, de mi enojo...
• TENER UN LISTADO DE LAS DISCIPLINAS QUE QUIERO DESARROLLAR.
• MONITOREAR EL PROGRESO. Medir lo que hemos avanzado o progresado nos mantiene
enfocados en nuestros objetivos.
• ESTABLECER RUTINAS DIARIAS A LA MISMA HORA: Hacer ejercicios, leer la Biblia, lavarnos
los dientes, acostarnos y levantarnos... a la misma hora todos los días. Las “excepciones”
son el peor enemigo del autocontrol.
• PERDONARNOS. Tenemos que perdonarnos cada vez que fallamos y volver a intentarlo hasta
desarrollar el autocontrol. .
• Es más fácil tener autocontrol cuando QUEREMOS HACER algo y no cuando NOS TOCA
hacerlo, por eso tenemos que convertir las tareas en un deleite o algo que queremos hacer:
- “Quiero ser un mejor cristiano, un mejor esposo, una persona exitosa...”, y no: “me tocó
ser un mejor cristiano o un mejor esposo”.
- “Quiero bajar de peso para ser saludable” y no: “tengo que bajar de peso para sanar mi
problema de espalda”.