Está en la página 1de 2

ALGUNAS FIGURAS RETÓRICAS DEL SIGLO DE ORO ESPAÑOL.

¡Amapola sangre de la tierra; metáfora


amapola; herida del sol;
boca de la primavera azul,
amapola de mi corazón!
Juan Ramón Jiménez

Pobre barquilla mía, alegoría


entre peñascos rota,
sin velas desvelada,
y entre las olas sola;
¿adónde vas perdida?
¿adónde, di, te engolfas?
que no hay deseos cuerdos
con esperanzas locas.
Lope de Vega

El ruido con el que rueda la ronca tempestad. aliteración


José Zorrilla.

Ayer naciste y morirás mañana. antítesis


Para tan breve ser ¿quién te dio la vida?
Para vivir tan poco estás lucida.
Y para no ser nada estás lozana.
Luis de Góngora

¡Héroes de Mayo, levantad las frentes! apóstrofe


Sonó la hora, y la venganza espera:
Id y hartad vuestra sed en los torrentes
de sangre de Bailén y Talavera.
José de Espronceda.

Acude , corre, vuela asíndeton


traspasa la alta sierra, ocupa el llano,
no perdones la espuela,
no des paz a la mano,
menea fulminante el hierro insano.
Fray Luis de León
elipsis
Juntos estáis y yo en vuestro poder .
Francisco De Quevedo
enumeración
El sosiego, el lugar apacible, la amenidad de los campos, la serenidad de los cielos, el murmullar de las
fuentes, la quietud del espíritu, son grande parte para que las musas más estériles se muestren fecundas.
Miguel De Cervantes.

¡Cuán gritan esos malditos! execración


Pero mal rayo me parta
si en concluyendo la carta
no pagan caros sus gritos.
José Zorrilla.
gradación

1
Por un clavo se perdió una herradura; por una herradura, un caballo, y por un caballo, un reino.
Proverbio
Éstos, Fabio, ¡hay dolor! Que ves ahora hipérbaton
campos de soledad, mustio collado,
fueron un tiempo Itálica famosa.
Rodrigo Caro
¿Ves el furor del animoso viento hipérbole
embravecido en la fragosa sierra
que los antiguos robles ciento a ciento
y los pinos altísimos a tierra
y de tan destrozo aún no contento
al espantoso mar mueve la guerra?
Pequeña es su furia comparada
a la de Filis con Alcino airada.
Gracilazo de la Vega

Vivo sin vivir en mí oxímoron-ironía- paradoja


Y tan alta vida espero
Que muero porque no muero.
Santa Teresa De Jesús

Cuando de vos se vierte desterrado polisíndeton


¡ay!, qué le quedará sino recelo,
Y noche, y amargor, y llanto, y muerte!
Fray Luís De León

Bien mi obligación quisiera anáfora


Daros, en dorados hilos, las pálidas ricas venas de hilos
Minerales finos;
Bien, el luciente topacio;
Bien; el hermoso zafiro;
Bien; el crisolito ardiente;
Bien; el carbunclo encendido
Sor Juana

Como el coral sus ramas en el agua comparación


Extiendo mis sentidos en la hora viva.
Octavio Paz

¿Qué es la vida? Un frenéis; interrogación -sujeción


¿Qué es la vida? Una ilusión
Una sombra, una ficción,
Y el mayor bien es pequeño;
Que toda la vida es sueño,
Y los sueños, sueños son.
Calderón De La Barca