Está en la página 1de 13

I.

INTRODUCCIÓN
La principal finalidad de este laboratorio es obtener parámetros del suelo
y la relación esfuerzo- deformación a través de la determinación del
esfuerzo cortante. Es un ensayo complejo, pero la información que
entrega es la más representativa del esfuerzo cortante que sufre una
masa de suelo al ser cargada.
Consiste en colocar una muestra cilíndrica de suelo dentro de una
membrana de caucho o goma, que se introduce en una cámara especial
y se aplica una presión igual en todo sentido y dirección. Alcanzado este
estado de equilibrio, se aumenta la presión normal o axial sin modificar
la presión lateral aplicada, hasta que se produzca esta falla.
II. OBJETIVOS

Determinar el ángulo de rozamiento interno y la cohesión del suelo, que


permitan establecer su resistencia al corte, aplicando a las probetas
esfuerzos verticales y laterales que tratan de reproducir los esfuerzos a
los que está sometido el suelo en condiciones naturales.

III. DESCRIPCIÓN DEL ENSAYO

El ensayo de compresión triaxial es el más usado para determinar las


características de esfuerzo – deformación y de resistencia a esfuerzo
cortante de los suelos. El ensayo consiste en aplicar esfuerzos laterales
y verticales diferentes, a probetas cilíndricas de suelos y estudiar su
comportamiento.

El ensayo se realiza en una cámara de pared transparente (cámara


triaxial) llena de líquido, en la que se coloca la probeta cilíndrica de suelo
que, salvo que se adopten precauciones especiales, tienen una
membrana de caucho. Estas membranas van sujeta a un pedestal y a un
cabezal sobre los que se apoyan los extremos de la probeta.

El ensayo se divide en dos etapas:


La primera, en la que la probeta de suelo es sometida a una presión
hidrostática de fluido, con esfuerzos verticales iguales a las horizontales.
Duran te esta etapa, se dice que las probetas es “consolidada” si se
permite el drenaje del fluido de los poros. Alternativamente, si el drenaje
no puede ocurrir se dice que la probeta es “no consolidada”.
En la segunda etapa, llamada de aplicación del esfuerzo desviador, se
incrementa los esfuerzos verticales (desviadores) a través del pistón
vertical de carga, hasta la falla. En esta etapa el operador tiene también
la opción de permitir el drenaje y por lo tanto eliminar la presión neutra o
mantener la válvula correspondientemente cerrada sin drenaje. Si la
presión neutra es disipada se dice que el ensayo es “drenado”, en caso
contrario se dice que el ensayo es “no drenado”.

Así lo ensayos triaxiales pueden ser clasificados en:


No consolidada – no drenada (UU) o rápidos (Q): se impide en drenaje
durante las dos etapas del ensayo.
Consolidados – no drenados (CU) o consolidados – rápidos (RC). Se
permite el drenaje durante la primera etapa solamente.
Consolidados – drenados (CD) o lentos (S). Se permite el drenaje
durante todos los ensayos, y no se dejan generar presiones neutras
aplicando los incrementos de cargas en forma pausadas durante la
segunda eta y esperando que el suelo se consolide con cada
incremento.

La resistencia al esfuerzo cortante de un suelo (Tf), en función de los


esfuerzos totales, se determina usando la ley de Coulomb:
Tf = c+ stanᶲ
Generalmente cada prueba se realiza con tres o cinco probetas de la
misma muestra de suelo, bajo esfuerzos confinantes distintos. La
representación de los resultados en el diagrama de Mohr está
constituida por una serie de círculos, cuya envolvente permite obtener
los parámetros del suelo estudiado en el intervalo de esfuerzo
considerado.
Equipo triaxial.
IV. EQUIPOS
 Cámara triaxial
 Máquina de compresión triaxial
 Membrana de caucho
 Molde metálico
 Compresor de aire
 Bomba de vacío
 Balanza de precisión aproximación 0.1 gr.
 Calibrador
 Aro - sello caucho
 Tallador de muestra, cuchillas y sierras
 Equipo para determinar el contenido de humedad.
V. PROCEDIMIENTO
1. El suelo a utilizarse se prefiere que sea inalterado, en cuyo caso
se debe tallar por lo menos tres especímenes cilíndricos, teniendo
muy en cuenta su estratificación y evitando destruir la estructura
original del suelo.
Si la muestra es alterada, se procede a preparar los especímenes
compactándose la muestra con una determinada energía, de
acuerdo con las condiciones técnicas impartidas.
Las dimensiones de los especímenes dependen del tamaño de la
maquina triaxial a emplearse; debiendo tomar en cuenta que la
altura de la muestra debe ser el doble del diámetro, (se toman la
medidas de los especímenes preparados).
2. Al momento se debe preparar los especímenes se debe tomar
muestras para determinadas el contenido de humedad.
3. Pesamos el primer espécimen y lo colocamos en la base de la
cámara triaxial, utilizando una piedra porosa entre la muestra y
dicha base.
4. Colocamos la membrana de caucho en el espécimen, utilizamos
un aparato especial para ello.
5. Colocamos la cabeza de plástico usando la piedra porosa entre la
cabeza y el espécimen.
6. Aseguramos la membrana con ligas tanto en la parte superior
como en la inferior.
7. En el caso de realizar el ensayo triaxial en un triaxial Soiltest,
conectamos la cabeza de plástico en el tubo espiral que sale de la
base y que se utiliza para el drenaje de la muestra.
8. Colocamos la cámara con su tapa, asegurándonos que estén bien
colocados los empaques y seguidamente apretamos los tornillos
que sujetan la cámara uniformemente.
9. Introducimos el pistón en el hueco de la cabeza plástico.
10. Centramos el brazo de carga con el pistón y colocamos el dial de
las deformaciones en cero.
11. Si la muestra no se encuentra saturada, será necesario saturarla,
salvo introducción es contrarias al respecto, para lo cual abrimos
la válvula de saturación permitiendo que el agua fluya a desde la
base a través de la muestra.
12. Aplicamos presión al tanque de almacenamiento de la glicerina o
agua y luego abrimos las válvulas que permitan el paso de la
glicerina o agua a la cámara; la presión lateral introducidas serán
las indicas anteriormente.
13. En estas condiciones aplicamos el tipo de triaxial solicitado;
llegando en cualquier caso a aplicar la carga hasta romper la
muestra; anotándose las lecturas de las deformaciones axiales y
de las cargas aplicadas.
14. Una vez terminado el ensayo se reduce la presión y se devuelve
la glicerina o el agua al tanque de almacenamiento, se seca la
cámara y luego a la muestra con mucho cuidado con el objeto de
graficar la fractura y además determinar la humedad.
15. Todo este proceso lo repetimos con los demás especímenes,
utilizando presione laterales diferentes.

VI. CÁLCULOS
Se determina el área respectiva inicial de la probeta (A 0) mediante la
siguiente expresión:
A s +4∗A m + A i
A0 =
6
Donde:
AS = área superior, calculada con el diámetro superior promedio.
Am = área media, calculada con el diámetro medio promedio.
Ai = área inferior, calculada con el diámetro inferior promedio.
El volumen de la probeta (V), se determina de la siguiente manera:
V = A 0∗h
Los pesos específicos y secos, se calculan mediante las siguientes
expresiones:
W γh
γ h= γ s=
V 1+ % h
Las deformaciones para cada lectura del dial de cargas, se obtiene
durante el ensayo.
La deformación unitaria se calcula mediante la expresión que se muestra
a continuación:
∆ h (mm)
ε ( % )= ∗100
h(mm)
Las cargas aplicadas se calculan multiplicando cada una de las lecturas
del dial de cargas, por el factor de calibración del anillo.
Se determina el área corregida de la probeta (Ac) para cada lectura de
deformación, de la siguiente manera:
A0
Ac =
1−ε
El esfuerzo desviador (Δs) para cada lectura de deformación, es el
siguiente:
P
∆ σ=σ 1−σ 3 =
Ac

Deformación de una probeta cilíndrica


La deformación axial será:
Cambio de Longitud L0 −L
ε 1= =
longitud Original L0

La deformación Radial similarmente será:


Cambio en el radio R 0−R
ε 3= =
Radio Original R0

La deformación volumétrica será:

cambio en el volumen V 0−V


V= =
columen Original V0

Donde: V =ε 1 +2 ε 3

De manera similar La deformación de corte puede ser definida como:

ε 1−ε 3
ϑ=
2

VII. GRÁFICOS
 Con los resultados obtenidos y codificados, se construye, para
cada esfuerzo confinante (s3), una gráfica a escala aritmética;
ubicando, en las abscisas las deformaciones unitarias ( ६), en
porcentajes, y en las ordenadas el esfuerzo desviador (Δs), en
Kg/cm2.
La grafica permite determinar el esfuerzo desviador de falla (Δs)
para cada esfuerzo confinante (s3), aplicado a la probeta.
 Con los esfuerzos desviadores de falla, correspondientes a cada
esfuerzo confinante (s3), se determina (s) y se obtiene el centro y
radio de los círculos de Mohr, mediante las siguientes
expresiones.
σ 1 =σ 3 +∆ σ f
σ 1+ σ 3
Centro=
2
σ 1−σ 3
Radio=
2
 Trazar los círculos de Mohr, para ello, elegir una escala de
esfuerzos. A partir del origen y sobre el eje de las abscisas, llevar
el valor del esfuerzo confinante (s3), y desde este punto marcar el
valor del esfuerzo desviador de falla (s1-s3); este valor es el
diámetro del círculo; por lo tanto, con centro en el punto medio del
segmento así determinado, trazar el semicírculo correspondiente.
 Una vez trazado los semicírculos del estado de esfuerzos de falla
de todas las probetas ensayadas, dibujar la envolvente que mejor
se ajuste a ellas, esta recibe el nombre de línea de resistencia
intrínseca o envolvente de Mohr y presenta aproximadamente, la
variación de la resistencia al esfuerzo cortante en función de los
esfuerzos aplicados.
 El ángulo de fricción interna del suelo (ᶲ), es el que forma la
envolvente con la horizontal (abscisas) y se determina en la
gráfica por la pendiente de la envolvente. El valor de la cohesión
(C), está dado por la ordenada al origen de dicha envolvente,
medida a la misma escala con que se trazaron los círculos.

Circulo de Mohr
VIII. CONCLUSIONES Y RECOMENDACIONES
La investigación de suelos es la base para un buen diseño de una
obra civil. Cuando se envían muestras de un suelo a un laboratorio
para ser ensayadas, dichos resultados son a su vez la base para el
análisis y toma de decisiones. Sin embargo, dichos resultados de
laboratorio son útiles y contribuyen a decisiones acertadas sólo si
reflejan las condiciones que representan adecuadamente la
superficie de suelo que se requiere intervenir.

Ahora, por su parte los resultados emitidos por un laboratorio tienen


que arrojar resultados confiables, producto de la ejecución de
ensayos debidamente normados y con los equipos adecuados.
Es necesario asegurarse que los instrumentos de medición se
encuentren debidamente ubicados en el respectivo Datalog, así
como en su respectivo canal. Verificar que las unidades de medición
sean las correctas y que la ecuación de ajuste sea la
correspondiente.

Es importante tener especial cuidado de concentrar y medir las


presiones requeridas, ya sean presiones de cámara como
contrapresiones, en sus respectivos componentes (blader) y luego
transferirlas a los especímenes de forma gradual, para que la
muestra se altere lo menos posible.

Finalmente una manipulación adecuada de las muestras, mínimo


contacto con las mismas, tanto en su moldeo/remoldeo como en su
colocación en las cámaras, y una prevención extrema en la pérdida
de humedad de los especímenes, son fundamentales como punto de
partida para un óptimo desempeño del ensayo a ejecutar.

IX. BIBLIOGRAFÍA.

Ensayo triaxial para suelos, Ing. Oscar Valerio Salas, LanammeUCR.


American Society for Testing and Materials, ASTM D - 1586 -08a,
Standard Test Method for Standard Penetration Test (SPT) and Split-
Barrel Sampling of Soils, EEUU.