Está en la página 1de 18

REPÚBLICA BOLIVARIANA DE VENEZUELA

MINISTERIO DEL PODER POPULAR PARA LA EDUCACIÓN


SUPERIOR
INSTITUTO UNIVERSITARIO POLITÉCNICO “SANTIAGO
MARIÑO”
EXTENSIÓN MARACAY
INGENIERÍA CIVIL
ASIGNATURA: CONSTRUCCIÓN - SECCIÓN: CB

Trabajo de
investigación

Prof.: Integrantes:

ING. Diana Ramírez - Hugo Fossi C.I. 25.527.670


- Jesus Salazar C.I. 25.920.254
- Jefferson Racero C.I. 21.445.210
1-Operaciones básicas en la construcción

Luego de obtener todos los permisos correspondientes a la construcción


de la obra, se procede a preparar el terreno para la construcción de la
misma, realizando construcciones provisionales que permitirán tanto al
personal superior de la obra como al personal subalterno trabajar en
relativa comodidad y seguridad. Por seguridad es conveniente cercar el
terreno a construir. Si es posible, y esto no restringe los movimientos de la
obra, será más económico colocar los medianeros definitivos al iniciar el
trabajo. El personal superior permanente a cargo de la obra debe contar con
un espacio para guardar, leer y revisar toda la información técnica necesaria
para la construcción, control de personal, comunicaciones y administración
de la obra.

2-Movimiento de tierra

El movimiento de tierra es el proceso de aflojar, acarrear y depositar


los materiales de la corteza terrestre de su localización in situ al sitio de su
disposición final en una construcción. Este proceso se ejecuta para moldear
el terreno a las necesidades dela edificación, sea en seco o bajo el agua.
Sistema de Trabajo: el movimiento de tierra, según el volumen de la obra,
puede ser manual o mecánico. Hoy en día el más utilizado es el mecánico, en
primer lugar por la gama extensa de maquinarias que exceden el trabajo
manual; sin embargo, en algunos caso, los medios manuales son los adecuados
cuando la máquina no puede accionar o maniobrar o por instalaciones
existentes. Ej: excavaciones de zanjas de cimentaciones convencionales
cuando estas se encuentran muy próximas unas de las otras.

3-Corte o banqueo

Rebajamiento o Desmonte de un terreno hasta el Nivel previsto en el


estudio correspondiente. Se considera como banqueo la Excavación, a
máquina o con explosivos, de cualquier tipo de material cuyo Volumen
sobrepase los 5.000 m3. A fin de garantizar la correcta Ejecución del
banqueo, se deben situar y mantener Estacas de Corte y Relleno claramente
marcados y a una separación no mayor de diez Metros entre sí.
Excavación: Se entiende por excavación al retiro manual o mecánico de la
porción del terreno que recibirá a las fundaciones y el vaciado del concreto
en las mismas. Las excavaciones tienen como objetivo principal constituir
una superficie homogénea donde se sustentará estructuralmente la
construcción. Se realizan para la construcción de fundaciones, tanques
subterráneos, sótanos, zanjas para tuberías y cableados, etc. La unidad de
medición utilizada es en m3 y esto es porque se mide el volumen de lo que se
va a excavar. Las excavaciones se ejecutarán de acuerdo con las líneas y
pendientes que se muestran en los planos o como lo indique el Interventor.
Podrán ejecutarse por métodos manuales o mecánicos de acuerdo con las
normas establecidas. El fondo y los taludes de excavaciones en las que va a
colocarse concreto deberán terminarse exactamente de acuerdo con las
líneas y pendientes establecidas.

Tipos de excavación: Los tipos de fundaciones que pueden presentarse en la


obra son distintos, por lo cual también requieren diferenciar los procesos de
excavación, por lo que es importante que un supervisor que conozca sobre
temas constructivos se encuentre presente al momento de realizarlos.
Existen Excavaciones en terrenos secos, las que se denominan excavaciones
sin agotamiento, lo que significa que no es necesario utilizar ningún equipo
para extracción de agua de las fosas de excavación y no se deben
considerar en el ítem. En terrenos de alto nivel freático, con vertientes
internas o pozos subterráneos, al excavar podrían presentar distintas
cantidades de agua dentro de los fosos (excavación con agotamiento), por lo
cual en el ítem se requiere incorporar equipos para la realización del mismo.
Procedimiento para la ejecución: Una vez realizado el trazado y replanteo en
el terreno se debe proceder excavar, según los límites demarcados para tal
efecto, pudiendo presentarse 2 posibilidades:

1.- Excavaciones manuales: En las cuales estará presente el obrero, y las


herramientas necesarias para la excavación, dependiendo del tipo de
terreno a intervenir (Blando, Semi duro o terreno Duro), existiendo también
un costo distinto de mano de obra por las diferentes excavaciones. Al
momento de realizar el rubro se debe tener en cuenta que la tierra actúa de
diferente manera dependiendo de la mecánica y la conformación geológica
de la misma, registrándose distintos coeficientes de cohesión y
esponjamiento que permiten variación en sus reacciones. De una u otra
forma es importante alejar de la fosa de excavación el material extraído,
(más aún si no existe un estudio de suelos) para que el peso de la tierra no
cause deslizamientos en las caras de la excavación. Para este tipo de
excavación se utilizaran herramientas sencillas como palas y picos
2.- Excavaciones con maquinaria.- Este tipo de excavación es más rápida y
tiene mayor precisión, ya que la maquinaria aleja fácilmente el material
extraído de la fosa, además de no causar tanto sufrimiento a la superficie
por ser menor el manipuleo de la misma. En los 2 casos el fondo de la
excavación deberá nivelarse, revisando con sumo cuidado que no quede
suciedad e impurezas dentro de su superficie. Para otorgar mayor calidad
portante a la base de la excavación, en los 2 casos se debe realizar la
compactación de la base, sea con fuertes golpes con roca o con maquinaria
niveladora de suelos, lo cual es óptimo para la construcción. En caso de
realizar el agotamiento se debe contar con bombas de agua sumergible de
capacidades dependientes a la cantidad de flujo y al incremento por
m3/hora de agua dentro de la excavación, para poder drenarla de manera
permanente hasta realizar el revestimiento de impermeabilización o el
vaciado de la fundación, si no fuese de esta manera, el agua deteriorara
directamente la estructura del sistema. Cabe resaltar que una excavación
realizada a medida exacta tiene un ingreso de material óptimo,
proporcionando un ahorro dentro del ítem de obra. Una excavación mal
realizada, fuera del eje de fundación, ensanchada en su lineamiento por
dificultad al momento de darle profundidad, lograra que el material con el
que se realizará la estructura, incremente los presupuestos de la obra en
este rubro.

 Excavación común: Esta se aplica en terrenos blandos, cuando la


profundidad de excavación no supera los 2 metros. La excavación y los
excesos de materiales se desalojan manualmente sin usar maquinarias.
 Excavación en roca: En este tipo de excavación será necesario un
estudio previo  del suelo para así determinar su ejecución con maquinaria.
 Excavación realizada en terrenos semiduros: Esta excavación puede
ser realizada manualmente o utilizando maquinaria, es aconsejable utilizar
maquinaria para así ahorrar el mayor tiempo posible.
 Excavación con traspaleo: Este tipo de excavación se da cuando la
altura de excavación es mayor a los 2 metros, esta se debe ejecutar por
traspoleo, es decir consta en  formar alturas que sean mayores a 2 metros
para desechar el material excavado en 2 diferentes tiempos, debido a que
el alcance vertical máximo de retiro manual es de 2 metros.
 Excavación realizada con agotamiento y entibamiento: Cuando en una
excavación el nivel freático de agua es muy alto, se debe proporcionar
equipo de bombeo para evacuar el agua, generalmente se denomina
excavación con agotamiento esta práctica.
Se cavará en un lado de la excavación, donde se colocará la succión de la
bomba.
Para proteger las paredes de la excavación, deben usarse entibados
para evitar posibles derrumbes y proporcionar toda la seguridad necesaria
para los trabajadores y para el proyecto en general.

4-Compactación. Construcción de terraplenes y rellenos


compactados.

Compactación

Desde tiempos pre-hitoricos los constructores han reconocido


el valor de la compactación del suelo para producir masas fuertes, libres de
asentamiento y resistentes al agua. Por más de 2000 años la tierra ha sido
aprisionada con maderos pesados, por las pisadas del ganado o compactada
por cilindros o rodillos, pero el costo de este trabajo bruto era mayor, en
muchos casos, que el valor de la compactación.
Es el conjunto de procesos mecánicos y químicos (presión-disolución) que,
como consecuencia del enterramiento, provocan la disminución del espesor
del primitivo sedimento y la reducción de la porosidad a su vez se puede
decir que es el proceso realizado generalmente por medios mecánicos, por el
cual se produce una densificación del suelo, disminuyendo su relación de
vacíos. El objetivo de la compactación es el mejoramiento de las
propiedades geotécnicas del suelo, de tal manera que presente un
comportamiento mecánico adecuado.

Métodos Empleados.- Los métodos más conocidos para aplicar dicha energía
son por:

✔El impacto.

✔La presión.

✔La vibración.

✔El amasado.
✔La compactación por pasadas.

Construcción de terraplenes

Todos los materiales que se empleen en la construcción de


terraplenes deberán provenir de las excavaciones de la explanación, de
préstamos laterales o de fuentes aprobadas; deberán estar libres de
sustancias deletéreas, de materia orgánica, raíces y otros elementos
perjudiciales. 

Antes de iniciar la construcción de cualquier terraplén, el terreno


base de éste deberá estar desmalezado y limpio. Cuando el terreno base
esté satisfactoriamente limpio y drenado, se deberá escarificar, conformar
y compactar, de acuerdo con las exigencias de compactación definidas en las
especificaciones.
En las zonas de ensanche de terraplenes existentes o en la construcción de
éstos sobre terreno inclinado, previamente preparado, el talud existente o
el terreno natural deberán cortarse en forma escalonada, de acuerdo con
los planos o las instrucciones del Supervisor, para asegurar la estabilidad
del terraplén nuevo.
Si el terraplén hubiere de construirse sobre turba o suelos blandos, se
deberá asegurar la eliminación total o parcial de estos materiales, su
tratamiento previo o la utilización de cualquier otro medio propuesto por el
Contratista y autorizado por el Supervisor, que permita mejorar la calidad
del soporte, hasta que éste ofrezca la suficiente estabilidad para resistir
esfuerzos debidos al peso del terraplén terminado.
El material del terraplén se colocará en capas de espesor uniforme, el cual
será lo suficientemente reducido para que, con los equipos disponibles, se
obtenga el grado de compactación exigido. Los materiales de cada capa
serán de características uniformes. No se extenderá ninguna capa, mientras
no se haya comprobado que la subyacente cumple las condiciones de
compactación exigidas. Se deberá garantizar que las capas presenten
adherencia y homogeneidad entre sí.

En la Corona del terraplén salvo que los planos del proyecto o las
especificaciones particulares establezcan algo diferente, la corona deberá
tener un espesor compacto mínimo de treinta centímetros (30 cm)
construidos en dos capas de igual espesor. Los terraplenes se deberán
construir hasta una cota superior a la indicada en los planos, en la dimensión
suficiente para compensar los asentamientos producidos por efecto de la
consolidación y obtener la rasante final a la cota proyectada.
Al terminar cada jornada, la superficie del terraplén deberá estar
compactada y bien nivelada, con declive suficiente que permita el
escurrimiento de aguas lluvias sin peligro de erosión. Se debe considerar la
revegetación en las laderas adyacentes para evitar la erosión pluvial.
La corona del terraplén no deberá quedar expuesta a las condiciones
atmosféricas; por lo tanto, se deberá construir en forma inmediata la capa
superior proyectada una vez terminada la compactación y el acabado final
de aquella.

Rellenos compactados

Es el conjunto de operaciones para la colocación de rellenos con


material del suelo existente o material de préstamo hasta llegar a niveles y
cotas requeridas. La altura del relleno compactado dependerá de ciertos
factores tales como:

El tipo de piso que se va a colocar.

Altura del contrapiso (mínimo 3 cm). El diámetro de las piedras que se


colocará para la soladura (15 cm).

Las unidades que se tomen en cuenta para este ítem dependerán de la


altura que se quiera compactar y del lugar de donde se aprovisione el
material de relleno.

Si se está trabajando con alturas mayores a 0.40 m y el material de relleno


proviene de banco de préstamo, la unidad que se tomara será (m³).

Si se está trabajando con alturas menores a 0.40 m y el material de relleno


proviene de las excavaciones realizadas en la obra, la unidad que se tomará
será (m²).

Serán todas las actividades necesarias para la colocación de material suelto


en los sitios que se indique. El material de relleno a ser usado será el mismo
material del suelo producto de las excavaciones a menos que sea un suelo
orgánico. Si el material no es suficiente para alcanzar el nivel y la cota
deseada se utilizará ripio de un banco de préstamo. Las capas del material
suelto no serán mayores a 20 cm. Para compactar las capas del material que
se coloquen, se hará uso de una compactadora mecánica o en su defecto se
usará un Pisón fabricado en obra.

5- Medición de volúmenes de tierra


El movimiento de tierra es una ciencia que abarca, tanto los cómputos
métricos de los volúmenes a mover como los principios de ejecución del
trabajo. Por lo tanto la combinación de alineamiento y pendiente que
cumpliendo con las normas de trazado, permiten la construcción de
carreteras con el mejor movimiento de tierras posible y con el mejor
balance entre los volúmenes de excavación y relleno que se produzcan.

El trabajo de mayor envergadura radica esencialmente en la ejecución de


movimiento de tierras, partida que, generalmente, es la más abultada dentro
del presupuesto y de cuya correcta realización y control dependerá no solo
el éxito técnico de la obra, sino también los beneficios económicos que de su
trabajo derive; al aplicarla en gran escala exige la experiencia y los
conocimientos de un ingeniero especialista.

En general, la Unidad de Medición es la Unidad de Volumen: m3 Algunas


partidas, sin embargo, se miden en Unidades de Superficie: m2, si el factor
extensión domina sobre el volumen. Excepcionalmente, algunas partidas se
miden en unidades (a secas), como la recogida de residuos o escombros en
contenedor.

Para determinar los volúmenes de movimiento de tierras se emplean


distintos métodos, los que se clasifican en: Aproximados y Exactos.

Como es conocido la "exactitud" de los métodos de cálculo en las actividades


de movimiento de tierra es un concepto relativo, generalmente la magnitud
absoluta del error es despreciable cuando se compara con los enormes
volúmenes de trabajo, es decir, el error relativo ((R) en general es
despreciable, no obstante existe la clasificación anterior para tratar de
ajustarse a las distintas etapas de proyecto: proyecto técnico (donde deben
usarse los aproximados) y ejecutivo (donde deben ser usados los
denominados: exactos)

Métodos a emplear a nivel de Anteproyecto o Proyecto Técnico:

1. Método del Compás: determinando el área de las bases por este método
gráfico.

2. Método de la Cota Roja:

Métodos a emplear a nivel del Proyecto Ejecutivo:

1. Asignación de figuras geométricas conocidas: (trapecios,


rectángulos, triángulos, etc.) a las áreas de las secciones transversales de
las bases (en m2) y finalmente calcular el volumen (en m3) al multiplicar por
la distancia (en m) que las separa por el área de las mismas (m2).

2. Mediante el uso del Planímetro: usando este instrumento se determinan


áreas de las secciones representadas a escala (1:100 ó 1:200, generalmente)
en m2 y finalmente se calcula el volumen multiplicando por la distancia que
las separa, usualmente 20 metros.

Métodos Aproximados:

Método de la Cota Roja Media.

Cuando aún se está en la fase de Anteproyecto, analizando distintas


variantes para escoger la más factible técnica y económicamente, es
conveniente y suficientemente preciso, así como rápido, emplear el Método
de la Cota Roja Media:

Dado el perfil longitudinal de un tramo de longitud "L" de un terraplén


(figura 5), ya sea totalmente en relleno o totalmente en excavación o corte.

Figura 5: perfil del tramo de terraplén P – Q

Así se procederá para cada uno de los tramos en Corte y en Relleno o


Terraplén de la vía y sumando los mismos se obtendrán los volúmenes
totales de excavación y terraplén deseados.

En resumen, el método de la Cota Roja consiste esencialmente en


determinar los volúmenes de cada tramo en corte y cada tramo en relleno,
para multiplicando el área de la sección transversal media de dichos tramos
por las longitudes de los mismos, obtener los volúmenes correspondientes,
para finalmente sumarlos.

Este procedimiento de cálculo no brinda gran precisión, por todo lo antes


asumido, por tal razón se debe usar únicamente en tanteos preliminares al
nivel de anteproyecto, para tener una noción inicial de los volúmenes de
tierra a mover en cada variante de proyecto.
Métodos Exactos:

Método del Prismoide: recibe este nombre debido a la figura que se forma
entre dos secciones transversales consecutivas de la vía, la cual se asemeja
a un Prismoide, es decir, a un sólido limitado por dos caras planas y paralelas
(con bases A1 y A2) y por una superficie reglada engendrada por una recta
generatriz (ver fig. 1), la que se apoya sobre una base o superficie
aproximadamente horizontal.

Figura 1: Prismoide

En este caso la expresión para determinar el volumen del Prismoide formado


entre las Secciones n y n + 1, es la siguiente:

La inexactitud en los cálculos se origina al determinar las magnitudes de las


Áreas de las bases del prismoide (A1 y A2), debido a la forma irregular de
la superficie del terreno, la cual no es descrita por ninguna
fórmula matemática; para lograr la máxima exactitud en estos cálculos, se
pueden emplear integrales de línea evaluadas en determinados puntos
conocidos (eje, pié de los taludes izquierdo y derecho), para así definir la
longitud del recorrido y finalmente poder calcular el área de las bases con
exactitud. Como la precisión que requieren estos cálculos no es grande y los
errores en gran medida se compensan, no se requiere usar integrales de
línea, generalmente se emplean métodos aproximados como los que a
continuación se explican, para determinar las áreas de las bases:

Método por la Media de las Secciones Extremas:

Si las rectas generatrices del Prismoide son paralelas a un plano director y


si entre dos secciones transversales paralelas consecutivas no se
experimenta un brusco cambio del terreno, se cumplirá entonces que el área
media puede determinarse como la media aritmética de las mismas y luego el
volumen es:

Los cálculos hechos por el método aproximado de la Media de las Secciones


Extremas o simplemente por el: "Método de las Secciones", tendrán
suficiente exactitud, siempre y cuando la diferencia entre las áreas de las
secciones extremas no sea tan grande (lo cual generalmente sucede cuando
se trabaja con secciones transversales separadas a distancias de 20
metros).

Si esta situación predomina, que es lo más usual en gran parte del trazado
de la vía y si se considera que el error en unos casos es positivo y en otro es
negativo, se produce una compensación parcial de los errores cometidos por
exceso y por defecto, lo cual contribuye a lograr la adecuada exactitud y a
la obtención de magnitudes pequeñas del error relativo a niveles que son
aceptables en este caso a los fines de estos cálculos.

Método de las Secciones:

Este método simplificado, pero clasificado entre los exactos, es el más


empleado a nivel mundial por asegurar adecuada precisión y simplicidad en
los cálculos de los volúmenes de movimiento de tierra de los terraplenes, en
el mismo se presentan dos casos básicos:

a) Cuando se presentan dos secciones transversales consecutivas (ambas en


excavación o ambas en relleno o terraplén), en este caso el volumen formado
o existente entre ambas secciones se calcula fácilmente mediante la
expresión:
(en estado natural si están en excavación o corte y en estado compactado si
las mismas se encuentran en terraplén o relleno).

b) Cuando una sección está en excavación y la otra sección consecutiva en


relleno o terraplén, es decir, se está en presencia de una sección mixta, tal
como se aprecia en la figura 2, se procederá de la siguiente manera:

Figura 5: Volumen en Excavación y en Relleno o Terraplén en una misma


sección

En este caso se cumple que:

c) Ahora bien, cuando ambas secciones transversales consecutivas están a


media ladera o una a media ladera y la otra en excavación o relleno el
procedimiento a seguir genera un nuevo caso:
6- Equipos livianos y pesados

Dentro de esta clasificación se encuentran en el grupo de:

Equipos livianos

a) Minicargadores: Este equipo compacto multipropósito fue


desarrollado en la década del 50 en Estados Unidos. Es ideal para
trabajos en áreas reducidas, ya que cuenta con una amplia gama de
implementos que lo convierten en un equipo muy versátil. Livianas y
ágiles, pero muy poderosas, estas máquinas tienen el tamaño perfecto
para laborar en áreas confinadas. También son fáciles de transportar,
ya que por su tamaño y peso no requieren de grandes plataformas.

b) Martillos neumáticos rompedores: Es un equipo apropiado para el


levantamiento de pavimento de calles, aceras, etc.; la demolición de
restos de hormigón y la extracción de bloques de material en
canteras. Con una función similar a la de un taladro percutor, trabaja
mediante un sistema de aire comprimido para romper en trozos
la superficie.

c) Miniexcavadoras: Las miniexcavadoras son duras, fiables y se ajustan


perfectamente al trabajo en zonas urbanas y áreas reducidas. Todas
tienen características que ofrecen un rendimiento superior,
impresionantes ciclos de trabajo, excelente maniobrabilidad,
comodidad, fiabilidad e inmejorable. Estas máquinas se han
convertido en las favoritas de cada vez más clientes en las más
variadas aplicaciones de zanjeo, construcción, jardinería, demolición,
etc. Motores de tracción y mangueras totalmente protegidos y
probados para aumentar la fiabilidad ofreciendo una máxima
protección.

d) Los escarificadores: Frontales de Aplec son sencilla y rápidamente


acoplables a una gran cantidad de máquinas. Dispone de modelos con
longitudes de 1,20, 1,50 y 1,80 m y profundidades de150, 250, 300 y
375 mm.

e) Máquinas zanjadoras: Con diferentes profundidades máximas, de


900, 1.220 y 1.520m.Se suministran con cadena estándar, estándar
doble, estándar doble con kit ancho de trabajo y con cadena estándar
doble para terrenos duros, según pedido. Las zanjadoras están
disponibles en los modelos7,14X, 21X, 25X, y 35X, con anchos de
corte estándar de 100 y 150 mm.

Equipos Pesados

La maquinaria pesada de movimiento de tierras son equipos empleados en la


construcción de caminos, carreteras, ferrocarriles, túneles, aeropuertos,
obras hidráulicas, y edificaciones. Está diseñada para llevar a cabo varias
funciones, como son: soltar y remover la tierra, elevar y cargar la tierra en
vehículos que han de transportarla, distribuir la tierra en tongadas de
espesor controlado, y compactar la tierra. Algunas máquinas pueden
efectuar más de una de estas operaciones.

a) Excavadora: Esta se utiliza principalmente para excavar debajo de la


superficie natural del terreno sobre el cual descansa la máquina, para
las labores de excavación carguío de materiales en condiciones
específicas. Muy utilizada para la excavación de zanjas de acueductos,
zanjas de drenaje, ya que puede ir desplazándose longitudinalmente y
sobre la zanja, al mismo tiempo que va moviéndose en reversa, va
sacando material y va colocándolo sobre los camiones o en el lateral es
por el gran alcance que tiene en el brazo que sostiene. Este equipo es
muy usado en la construcción de los canales de entrada o salida de las
alcantarillas.
b) Palas Mecánicas: es el equipo que se utiliza para el carguío de
materiales, escombros para ser depositados en los camiones para el
transporte del mismo. Hay quienes le dan otro uso, por ejemplo, el
regado de arena o gravilla sobre superficies, excavaciones o
extracciones en materiales de consistencia blanda. El uso correcto de
estos equipos es para el carguío de materiales.

c) Camiones: Su uso es el transporte de los materiales a un destino


especificado. Existen camiones de diferentes capacidades de volumen
para cubrir con las diferentes necesidades. La capacidad de un camión
y el número de unidades necesarias están condicionados a la producción
de los cargadores.

d) Topadora: A menudo conocida por su nombre inglés bulldozer. Estas


máquinas remueven y empujan la tierra con su cuchilla frontal. La
eficiencia de estas máquinas se limitan a desplazamientos de poco más
de 100 m horizontal.

e) Motoniveladora: También conocida por el nombre inglés grader. Se


utiliza para mezclar los terrenos, cuando provienen de canteras
diferentes, para darles una granulometría uniforme, y disponer las
tongadas en un espesor conveniente para ser compactadas, y para
perfilar los taludes tanto de rellenos como de cortes.

f) Retroexcavadora: es una máquina que se utiliza para realizar


excavaciones en terrenos. Consiste en un balde de excavación en el
extremo de un brazo articulado de dos partes. Se montan normalmente
en la parte posterior de un tractor o cargador frontal; no debe ser
confundido con una excavadora. La retroexcavadora se utiliza
habitualmente en obras para el movimiento de tierras, para realizar
rampas en solares o para abrir surcos destinados al pasaje de tuberías,
cables, drenajes, etc, así como también para preparar los sitios donde
se asientan los cimientos de los edificios.

Compactadoras de Suelo

Equipos livianos

a) Las Planchas vibratorias: las cuales manejan pesos de 45 a 150 kg y


hasta una tonelada en las reversibles con motores diésel.
b) Los Discos compactadores: se trata de un accesorio similar a un
cilindro de pisones, que se aplica al brazo de la excavadora. Es
empleado generalmente en zanjas inestables y para reducir el riesgo
de accidentes. Algunos modelos modernos incluyen sistemas de
control remoto, para dirigirlos desde el exterior de la zanja
c) Plancha compactadora: Son equipos adecuados tanto para compactar
suelos como concreto asfáltico, en ubicaciones donde no llegan
equipos de mayor tamaño.
d) Martillos compactadores o brincones: Se usan para compactar suelos
cohesivos o mezclas de suelos en áreas confinadas. Tienen un rango
de impacto de hasta 85 golpes por minuto.
e) Rodillo liso (entre 100 y 130 cm de tambor): Es un cilindro de acero
con un determinado peso que compacta el material por presión.
f) Rodillo de rejilla: Se trata de un cilindro cuya superficie está
constituida por una parrilla o malla cuadriculada, fabricada con barras
de acero. Ejerce presiones muy altas, por lo que se emplea con éxito
en materiales que requieren disgregación, como arcillas, arenas, limos
y arcillas con abundancia de finos.
g) Rodillo segmentado: Su forma es similar al rodillo de pisones de un
tambor, pero está segmentado en tres ruedas en un aro interrumpido.
Es muy eficiente en materiales que requieren disgregación.
h) Compactadores vibratorios: La arena, la grava y las partículas rocosas
relativamente grandes responden muy bien a estos rodillos, pues
facilitan el reacomodo de los granos. Pueden tener uno o dos rodillos
y funcionan por una combinación de presión y vibración, a una
velocidad de operación que no debe exceder los 6 km/h.

Equipos pesados

a) Rodillo neumático: Puede ser autopropulsado o montado. Las unidades


de llantas pequeñas generalmente tienen dos ejes en tándem, con
cuatro o cinco llantas en cada uno, que oscilan para seguir el contorno
de la superficie y llegar a las áreas más bajas con una compactación
uniforme.
b) Compactadores de impacto: son equipos con tres, cuatro o cinco
lados. Su principio de funcionamiento es sencillo: el equipo gira y el
lado correspondiente cae al suelo, generando el impacto adecuado
para compactar en regiones áridas o suelos con bajo contenido de
humedad.
7- Máquinas en alquiler, costos de alquiler

El alquiler de maquinaria de construcción no dista mucho de otros contratos


de alquiler, sin embargo hay que tener en cuenta ciertas consideraciones
particulares que afectan al alquiler de equipos de construcción de manera
concreta. Estos son algunos consejos para que el alquiler de herramientas
de construcción y maquinaria se realice de manera legal y satisfaga a ambas
partes.

Alquiler de maquinaria de construcción para particulares


Hay que distinguir entre el fabricante y la empresa que alquila, que no
siempre son la misma, por eso además de las recomendaciones de la empresa
que nos alquila la maquinaria, también debemos tener en cuenta las
recomendaciones del fabricante. Nadie mejor que la empresa fabricante
puede hacer un diagnóstico del uso de este tipo de herramienta, lee los
modos de uso, y especialmente la cualificación y permisos, de esta manera
minimizamos los riesgos, además de utilizar cada herramienta para su
función exacta.
Es necesario llevar a cabo un trabajo de mantenimiento adecuado, esto es
especialmente recomendable en el alquiler de maquinaria pesada, debido a
que suelen ser máquinas con un gran número de componentes que deben
trabajar a la perfección. Para que el mantenimiento se realice de manera
adecuada cada herramienta debe utilizarse por personal formado, capaz de
manejar los mandos con total confianza.
Algo que queda fuera del alquiler como tal, pero que es fundamental para su
utilización, es el uso de señales y material de seguridad. Las condiciones de
seguridad para el manejo de maquinaria y herramientas deben estar claras y
seguirse en cada momento. Las zonas de circulación de obras deben estar
totalmente definidas y por supuesto estar acondicionadas para manejar
maquinaria de alquiler, también las zonas anexas a la zona de trabajo.
Normalmente el alquiler de maquinaria de construcción suele realizarse para
llevar a cabo trabajos de máxima exigencia, lo que hace necesario contar
con herramientas de calidad, esta es una de las principales premisas con las
que trabajamos en Termiser, por eso te ofrecemos plataformas y andamios
de calidad con los que trabajar con seguridad y eficiencia. Para asegurarse
de la calidad de un equipo de construcción nada mejor que conocer sus
características y compararlas con otras herramientas similares.

Para transportar excavadoras, grúas, tractores y otro tipo de maquinaria


industrial y agrícola, se requiere de transportistas especializados. Antes de
contratar a un transportista de estos, necesita saber las dimensiones
exactas de la carga. Estos datos son importantes para saber el tipo de
remolque para el transporte y entender si se requieren consideraciones
especiales. En casi todas las ocasiones, transportar maquinaria pesada
requiere consideraciones especiales debido al tamaño y peso.

Una vez que tenga las dimensiones investigue sus diferentes opciones para
transportar su carga. Tiene varias opciones; remolcarla detrás de un camión,
ponerla en un remolque de plataforma o con un remolque especial. Si desea
hacer un envío internacional, deberá tomar decisiones importantes, ya sea si
lo envía por agua, tierra o flete. Sus decisiones serán afectadas por la
distancia, ubicación geográfica del destino final y urgencia con la que
necesita el servicio.

El siguiente paso es elegir un transportista especializado en maquinaria


pesada. Por el tipo de responsabilidad que implica transportar maquinaria
pesada, elija una compañía con experiencia. Asegúrese de tomar todas las
precauciones para que el transporte de su carga sea exitoso. Investigue si
es que necesita cualquier tipo de preparación especial para equipos de gran
tamaño o mucho peso y solicite a la compañía los permisos necesarios para el
traslado. En su mayoría, compañías que transportan maquinaria pesada,
están aseguradas, pero tenga en cuenta que usted también puede comprar
un seguro por su cuenta

También podría gustarte